You are on page 1of 3

Asociación Taekwondo Centro I.T.

F
Director Omar Reeberg VI Dan
tkdcentroitf@gmail.com http://tkdcentroitf.wordpress.com


Forma: YUL-GOK

Tiene 38 movimientos.

Es el seudónimo del gran filósofo y maestro Yil (1536-1584), que fue apodado el Confucio de
Corea. Los 38 movimientos de esta forma hacen referencia a su lugar de nacimiento, a 38º de
latitud y el diagrama representa al "maestro".
Roturas
Los ejercicios de rotura sirven para medir el poder de cada técnica, los estudiantes que desarrollan
una técnica determinada durante mucho tiempo, logran el último ajuste con respecto a la
precisión a través de la rotura. También es muy importante el manejo de la distancia y el ángulo
conveniente para aplicar cada técnica en particular. Podemos separar las roturas en tres grupos:
Técnicas de Velocidad
Son aquellas que dependen exclusivamente de la velocidad de los miembros sin apoyo de la masa.
Técnicas de Poder
Podemos encerrar en este grupo de técnicas aquellas que, además de la velocidad de los
miembros, sí aprovechan la masa corporal.
Técnicas de Habilidad
Las que comprenden una conjunción de masa, velocidad, coordinación y aprovechan
fundamentalmente la inercia.
Formas
Las formas son sucesiones de diversos movimientos fundamentales a, la mayoría de los cuales
representan técnicas de ataque o de defensa, establecidos en secuencias lógicas, diseñadas por el
Maestro y General Choi Hong Hi para el desarrollo y perfeccionamiento técnico del Taekwon-do.
El estudiante tiene que hacer frente, sistemáticamente a varios adversarios imaginarios en
condiciones diversas, utilizando todos los miembros de ataque o posiciones posibles y en cualquier
dirección. La práctica de las formas permite a los estudiantes ver una gran serie de movimientos
fundamentales, para desarrollar técnicas de salto, mejorar la flexibilidad de los movimientos,
dominar los giros del cuerpo, endurecer los músculos y controlar la respiración, desarrollar
actitudes diversas y flexibles y mejorar el ritmo de los movimientos. También les permite adquirir
ciertas técnicas especiales que solo se pueden dominar con estos ejercicios fundamentales o
saltos.
Aunque la lucha permite más o menos indicar el nivel del progreso del estudiante, las formas, por
su parte, son un barómetro más crítico de la evolución técnica del individuo.
Asociación Taekwondo Centro I.T.F
Director Omar Reeberg VI Dan
tkdcentroitf@gmail.com http://tkdcentroitf.wordpress.com


Es preciso se tenga en cuenta los siguientes puntos al realizar las formas, para poder hacerlo
correctamente:
1. La forma tiene que empezar y terminar exactamente en el mismo lugar. Eso indica la
precisión del practicante.
2. Se debe mantener una postura y enfrentamiento correcto todo el tiempo.
3. Tensionar los músculos o relajarse en cada caso, según los movimientos en el momento
crítico del mismo.
4. Realizar el ejercicio con movimientos rítmicos y con ausencia de rigidez.
5. El movimiento se acelera o se aminora según las instrucciones de cada forma.
6. Cada forma debe ser dominada completamente antes de continuar con la siguiente.
7. El estudiante debe conocer el propósito de cada movimiento.
8. Los movimientos deben ser efectuados con realismo.
9. Tiene que distribuir de modo igualitario las técnicas de ataque o defensa entre ambas
manos y pies.
Diferencia del Taekwon-do con el resto de las artes marciales
Posiblemente podríamos decir que el Taekwon-do aventaja al resto de las artes marciales en el
uso de sus técnicas de pie. Sin embargo, la principal diferencia radica en que el Taekwon-do data
del año 1955 y su introducción en el mundo fue gradual hasta el año 1967. Su diseño lo convierte
en un arte marcial científico. La forma de mover el cuerpo para obtener poder es completamente
diferente al resto de las artes marciales. La efectividad que implica su teoría del poder no tiene
paralelo en las demás artes marciales de la actualidad.
Diferencias entre artes marciales y deporte
Podemos definir al deporte como pasatiempo, diversión, recreación y ejercicio físico practicado
generalmente para vencer a un adversario o superar una marca. Estos están sujetos a distintas
reglas, según sea el tipo de deporte a practicar, también es un medio para intentar superarse y
fundamentalmente para el desarrollo de la salud. La competencia en cambio fortalece el carácter y
el espíritu, además de promover la camaradería.
Las artes marciales, en general engloban una serie de conceptos y principios por medio de los
cuales se pretende un mundo más integrado y moral.
Estas constituyen un verdadero camino en la vida, a través del cual uno puede descubrir valores
que hacen más grande al hombre como ser humano. El estudio de las artes marciales, es en todo
sentido, “Filosofía de vida”.
Una de las diferencias entre ambos es que para realizar un deporte, uno necesita de un
entrenador para lograr un óptimo estado físico, aprender la técnica y alcanzar la meta, etc. En
cambio para transitar el camino de un arte marcial precisamos de un maestro, quien no sólo nos
Asociación Taekwondo Centro I.T.F
Director Omar Reeberg VI Dan
tkdcentroitf@gmail.com http://tkdcentroitf.wordpress.com


prepara física y técnicamente sino también nos enseña filosofía, cultura moral y nos prepara para
vivir mejor. Pero fundamentalmente nos lleva por el camino de encontrarnos con el verdadero
maestro que todos tenemos dentro.
Las artes marciales como deporte contienen los mismos beneficios y están expuestas también a la
misma problemática que encierra el deporte en general. Con la salvedad de que el deporte en las
artes marciales solamente forma una pequeña parte de su sistema de aprendizaje y no es está, en
particular, la más importante, debido a que la verdadera lucha en las artes marciales es con uno
mismo y no con el oponente. Las marcas a superar son objetivos en la vida y la cantidad de
maderas que uno tiene que romper, es esa resistencia tan difícil de precisar que nos permite cada
día al superarla, ser un poco mejores personas que el anterior.
Estos conceptos, en particular, de que la lucha principal es con uno mismo y no con el oponente y
que las marcas a superar son nuestros propios objetivos, son la diferencia principal que existe
entre un arte marcial y un deporte.