You are on page 1of 7

PROCESIONES EN CASTRILLO

Seriedad, recogimiento.
delante van los chiquillos,
los hombres con paso lento,
van formando dos pasillos,
van caminando en silencio,
quizás pensando en la tierra,
ganados y campos secos,
y entre estos pensamientos,
ráfagas de oración y rezo
que se mezclan por momentos
entre la tierra y el cielo.

Las mujeres van detrás,


van solas, van agrupadas,
en un continuo rezar
que repiten sin cesar,
con los labios, la mirada…
su corazón es amor,
llevan puestos en los demás.
su pensamiento que es fé,
¡quién sabe por dónde irá!
y entre este estar y no estar,
y entre el soñar y el querer,
rezan con ferviente ardor
pensando en todo a la vez
al mismo tiempo que en Dios

.
I

Las campanas se han callado.


brisa helada del Teleno
la calle viene enfilando.
Pesada cruz va delante,
los pecados perdonando,
lleva el paso vacilante
no por piedras de la calle,
que las piedras son historia
y no molestan a nadie.
Son las culpas de los hombres
con las que va tropezando
la Virgen de los Dolores
su paso va acompañando,
su mirada sin rencores.
Procesión del Jueves Santo.

II

Llegada al Cristo de Arriba,


una vez dada la vuelta
por la calle de la Ermita
descanso, frío, emoción,
himno que te embarga el alma,
cuando canta la oración.
La oración que es canto, llora
en la tarde silenciosa,
y claman voces que ahogan:
“Stabat Mater Dolorosa
junto a la cruz lagrimosa”.
Procesión del Viernes Santo.
Tarde triste, misteriosa.
III

el sol hoy nace riendo.


Campo que es pueblo más verde.
Campanas gritan al viento
que la ilusión no se pierde,
que hay esperanza, alegría…
y el canto de las “alviestras”
viene despertando el día.
salen por las calles opuestas.
Las mujeres con la Virgen
llevadas por maragatas.
Los hombres con el Dios-Niño.
Silencio, tambor y flauta,
y el encuentro es el delirio
cuando se ven cara a cara.
Le cambian el negro manto.
Ya florecieron las lágrimas.
Ya el tambor rompió el silencio
ya repican las campanas.
Y cantando La Aleluya
que es alegría y emoción,
la muerte es vida, no hay duda,
Pascua de Resurrección.
IV
Todo el año apostolado
del Sagrado Corazón,
y así se va preparando
con la cuota y la oración
novena y fiesta, enlazando
con la misa y procesión.
En primer lugar la Cruz
y a su lado, los faroles,
y el Corazón de Jesús,
que van llevando los hombres.
Coro de mozas que es luz,
le acompaña con canciones.
El estandarte es unión
con la escolta de dos niños
es la insignia y el blasón
que juntan su corazón
todo el pueblo de Castrillo.

V
Muy temprano la alborada.
Cristo de arriba y abajo
adornan con bellas galas,
macetas flores y colchas,
en competencia callada.
Bajo el palio va el Señor
con Santos en caravana,
con el compás del tambor
va la Procesión Mayor
por las calles empedradas.
Pueblo unido en gran respeto.
La junta Presidencial.
Mayordomo con el cetro,
todos formas el cortejo…
Procesión Sacramental.
Misa cantada en la iglesia,
iglesia que es catedral.
VI

En la Magdalena estamos
los hombres representados;
si muchos fueron sus males,
arrepentida lloró
y así llegó a los altares,
y por patrona quedó
en Castrillo de los Polvazares.
Nosotros somos sus hijos
y le seguimos sus pasos,
que es muy fácil el camino
cuando vamos cuesta abajo,
pero en la cima está el premio,
y es duro llegar arriba
y llorar nuestros pecados,
el trabajo y la fatiga
ya los tendrán compensados.
La procesión es alegre
como lo fue la patrona.
caras nueves, sonrientes,
saludos a media voz,
hijos del pueblo que vuelven
a su tierra con amor.
VII

Es el tiempo de la trilla
Del trabajo que es la siega
Del sudor formó gavillas,
Y la parva que en la era
Hoy duerme sola y tranquila.
Quince de agosto, un remanso
Por la tarde procesión,
Pueblo cantando el rosario,
A la virgen de la Asunción.
La carretera, un paseo,
Desde Castrillo hasta Murias,
Con ilusiones, deseos,
De bolos, bailes, locuras.
De vuelta en la noche,
Las pandillas, las canciones,
Brotan desde el corazón
Y las parejas en flor,
Vienen desgranando amor
En nocturna PROCESIÓN.