You are on page 1of 9

Universidad Católica de la Santísima Concepción

Facultad de Medicina, Escuela de Medicina


Depto. De Ciencias Básicas y Morfología
Laboratorio de Bioquímica /

Laboratorio n° 13

“Diagnóstico de patologías de
función hepática y biliares”
Evaluación de pruebas de función
hepática anormales

Medicina – Sección I

Integrantes:
 Franca González Beltrán
 Juan González Oyarzún
 Loreto Hernández Álvarez
 Max Hetz Navarrete

Fechas del Laboratorio:


 04/11/2009

Fecha de Entrega:
 16/11/2009

Docentes:
 Dr. Reginald del Pozo
Ph.D
 BQ. Mirna Muñoz M.Sc

Muestra problema: 24
INTRODUCCIÓN

El diagnóstico de enfermedades hepáticas depende del historial


clínico completo, del examen físico completo y de la evaluación de las
pruebas de función hepática, este último parámetro es el paso
esencial para lograr un buen análisis sobre el funcionamiento
hepático y biliar. La metodología en las pruebas de función hepática,
varía de acuerdo al tipo de prueba que se quiera realizar. Las pruebas
que comúnmente se utilizan son:
 ALT.
 AST.
 ALP (Fosfatasa Alcalina).
 Bilirrubina en suero.
 Bilirrubina en orina.
 GGT (GamaGlutamilTranspeptidasa).
 Albúmina.
 TP (Tiempo Protombina).

Desde un punto de vista funcional, dichas pruebas pueden


dividirse en las que otorgan valores reales de la función hepática
(albúmina y TP), las que son indicadores de daño a la célula hepática
(ALT y AST). Así en el caso de una elevación de las transaminasas
(ALT y AST) por sobre los 1000U/L, se infiere un daño hepático severo,
por otra parte, en la hepatitis viral aguda y en la cirrosis, el aumento
puede ser mínimo (2-3 veces de lo normal) o moderado (100-300
U/L). Se postula que la AST es un indicador más específico de daño
cardíaco (IAM), no así la ALT que sería un indicador más específico de
inflamación hepática.
GGT y ALP son indicadores de alguna alteración en el sistema
biliar, como la obstrucción, estando elevadas en una colédocolitiasis,
tumores que estén bloqueando el curso normal de la bilis o en una
enfermedad hepática causada por alcohol o las drogas, que ocasionan
un bloqueo del flujo de la bilis en los canales más pequeños dentro
del hígado. La GGT se utiliza como prueba suplementaria para
asegurarse de que el aumento de ALP efectivamente procede del
sistema biliar o del hígado, ya que la GGT, al contrario de la ALP, no
se ve aumentada en enfermedad de hueso, placenta o intestino.
La cantidad fisiológica de bilirrubina en suero es menor de 1.2
mg/dL. La destrucción de los glóbulos rojos, por ejemplo, ocasionan
un incremento de la bilirrubina en la sangre. Niveles mayores de 3
mg/dL se pueden manifestar como ictericia (manifestación clínica). La
bilirrubina sanguínea refleja la habilidad del hígado de recoger,
procesar y segregar la bilirrubina a la bilis. En el caso de la albúmina
es producida en el hígado, y en el caso de una enfermedad hepática
crónica, se disminuye la producción de albúmina, por lo tanto
disminuye su nivel plasmático. Los factores coagulación, con
excepción del factor VIII son producidos por el hígado por lo cual una
enfermedad hepática crónica alterará el tiempo de coagulación
sanguínea (indicador utilizado: TP).
La relevancia de las pruebas hepáticas mencionadas es notable,
debido a que respaldan las decisiones clínicas que tomará el médico
una vez detectada la patología y el tratamiento a seguir.

OBJETIVOS

 Comprender las bases bioquímicas de las diversas pruebas


hepáticas, relacionando conceptos y contenidos vistos en clases
sobre bioquímica clínica
 Conocer y asimilar los valores o intervalos normales de los
niveles enzimáticos, de bilirrubina, tiempo de protombina y
proteínas totales, para poder establecer comparaciones entre
los resultados obtenidos en el práctico y lograr un acercamiento
hacia un diagnóstico clínico más viable con una correcta
interpretación de resultados obtenidos en el laboratorio
 Conocer en teoría y práctica los ensayos de las pruebas de
función hepática.

MATERIALES Y MÉTODOS

Materiales:
 Cronómetro.
 Espectrofotómetro.
 Cubetas para espectrofotómetro.
 Micropipetas y puntas para micropipetas.
 Muestra problema (24).
 Tubos Eppendorf.
 Termoblock.
 Agua desionizada.

Reactivos:

1. Determinación de la fosfatasa alcalina:


- Reactivo 1: tampón pH 10,4 HEDTA 2,0 mmol/L, sulfato de zinc
1,2 mmol/L, acetato de magnesio 2,5 mmol/L, azida sódica 8
mmol/L.
- Reactivo 2: p-nitrofenolfosfato 60 mmol/L y fenol 50mmol/L.

2. Determinación de bilirrubina directa:


- Reactivo 1: ácido sulfámico 92 mmol/Ly estabilizadores.
- Reactivo 2: ácido clorhídrico 680 mmol/L, dicloroalanina
diaztoada 47 mmol/L y estabilizadores.
- Calibrador de bilirrubina directa.
Flujograma:

1. Determinación de la fosfatasa alcalina:

a
b

Observaciones:
a. El blanco es para todos los grupos, no se hace.
b. Los tubos deben vaciarse en cubetas rápidamente para hacer
una lectura prácticamente más exacta.

2. Determinación de bilirrubina directa:


A1 A2 ∆ ∆ /2 Actividad Enzimática
Rx1 24 0,253 0,385 0,132 0,066 182,424
Rx2 24 0,179 0,282 0,103 0,0515 142,346
Control 0,174 0,211 0,037 0,0185 51,134

RESULTADOS

Tabla 1. Corresponde a la tabulación de los datos estadísticos de la


evaluación de la actividad de la Fosfatasa alcalina.

Actividad Fosfatasa alcalina:


Rx1 = 182
Rx2 = 142
Promedio = 162

Actividad Control Fosfatasa Alcalina


Por el análisis de la absorbancia del control, basados en el factor
de corrección dado por la guía de laboratorio (2764), obtenemos 51
U/L.
Debido a que los tutores de laboratorio nos proporcionaron la
actividad enzimática industrial del control utilizado, 75 U/L, se debe
calcular un factor de corrección para obtener un valor más fidedigno
de la muestra valorada.

Actividad enzimatica real


Factor de correción =
Actividad enzimatica calculada

75
Factor de correción = ; Factor de correción = 1, 47
51
Por ende, la actividad corregida de la fosfatasa alcalina de nuestra
muestra se obtendrá por la multiplicación con el factor recién
obtenido, y será:

Actividad de muestra calculada x Factor de correción = Actividad corregida


162 x 1, 47 = 238 U / L

A1 A2 A1cor A2-A1cor
Rx 24 0,055 0,229 0,04455 0,18445
Calibrado
r 0,07 0,101 0,0567 0,0443
Tabla 2. Corresponde a la tabulación de los datos estadísticos de la
determinación de la bilirrubina directa.

Análisis Bilirrubina Directa


Se analiza por medio de la siguiente fórmula:

Absorbancia del test


Bilirrubina directa(mg / dl) = x Concentración Calibrador
Absorbancia del calibrador

0,18445
Bilirrubina directa(mg / dl) = x 0,56
0, 0443

Bilirrubina directa(mg / dl) = 2, 3 mg / dl

DATOS ANEXOS
• Bilirrubina total = 4,5 mg/dl
• Transaminasa (sGOT) = 140 U/L
• Transaminasa (sGTP) = 200 U/L
• Proteínas Totales = 8,0 g/dl
• Albúmina = 4,0 g/dl
• Bilirrubina Directa calculada = 2,3 mg/dl
• Fosfatasa Alcalina corregida = 238 U/L
• Bilirrubina Indirecta (Bilirrubina total – Bilirrubina directa) = 2,2
mg/dL

DISCUSIÓN

La hoja hepática es un conjunto de pruebas que se utilizan para


evaluar la función hepática, con el fin de tener una idea del
funcionamiento de un órgano tan importante como lo es el hígado.
Ésta hoja o perfil hepático cuenta con la medición de:
 AST / GOT.
 ALT / GPT.
 Bilirrubina total.
 Bilirrubina directa.
 Fosfatasa alcalina.
 GGT.
 Proteínas totales.
 Albúmina.
 Tiempo de protrombina.

En nuestro trabajo realizamos la medición de algunos de los


parámetros anteriormente mencionados, mientras que otros fueron
entregados por el profesor encargado. Estos se muestran a
continuación, con sus respectivos valores de de referencia:
Parámetro Valores Valores de
Paciente Referencia
Bilirrubina total 4,5 mg/dL 0,2 – 1,2 mg/dL
sGOT / AST 140 U/L 9 – 40 U/L
sGPT / ALT 200 U/L 0 – 45 U/L
Proteínas 8,0 g/dL 6,0 – 8,4 g/dL
totales
Albúmina 4,0 g/dL 3,1 – 4,3 g/dL
Bilirrubina 2,3 mg/dL 0 – 0,4 mg/dL
directa
Fosfatasa 238 U/L 13 – 39 U/L
alcalina
Bilirrubina 2,2 mg/dL 0,6 mg/dL
indirecta
Tabla 3. Corresponde a los parámetros medidos en laboratorio y
entregados de la muestra 24, con los valores de referencia obtenidos del
Anexo de la Guía de Laboratorio.

De acuerdo con esta tabla, se puede decir que sólo las proteínas
normales y albúmina se encuentran dentro de los rangos normales, el
resto de los parámetros se encuentran todos alterados, sobrepasando
considerablemente los valores de referencia.
La transaminasa GOT se encuentra distribuida en el organismo,
incluyendo corazón y músculo, mientras que GPT se encuentra
primariamente en el hígado, siendo más específica para el daño
hepático. Cuando ocurre un daño hepático agudo ambas son
liberadas a la sangre por la injuria hepatocelular, pero cuando la
injuria celular es más grave se liberará más GOT, ya que ésta se
encuentra en las mitocondrias mayoritariamente. En este caso
tenemos una elevación mayor de sGPT que de sGOT, obteniendo un
Cuociente DeRitis (sGOT/sGPT) menor que 1, lo que es característico
en pacientes con hepatitis viral aguda, donde la actividad de sGPT se
incrementa más que la de sGOT, pudiendo ser ésta enfermedad uno
de los posibles diagnósticos del paciente.
La fosfatasa alcalina o ALP es inespecífica del hígado, ya que está
presente en muchos tejidos, tales como hueso, riñón, intestino y
placenta. Es por ello que se encuentra normalmente elevada en
mujeres embarazadas y niños en crecimiento. En el hígado, ésta
enzima es característica del tracto biliar, por lo que aumenta cuando
éste es obstruido por cálculos en los conductos, colangitis aguda,
tumores, etc. Cuando ocurre una colestasia obstructiva, la bilirrubina
directa aumenta junto con la ALP, lo que ocurre en este caso.
También puede encontrarse la ALP levemente elevada cuando hay
una ictericia causada por injuria celular, como en la hepatitis viral o
cirrosis alcohólica.
Por último, los niveles de bilirrubina total, directa e indirecta se
encuentran considerablemente elevados, por lo que se puede concluir
que el paciente se encuentra con ictericia (la concentración de
bilirrubina total sobrepasa los 3 mg/dL). Los niveles de bilirrubina
directa e indirecta son similares, siendo la bilirrubina directa
levemente mayor (2,3 mg/dL) pudiéndose descartar una obstrucción
del tracto biliar, en los que la bilirrubina conjugada o directa aumenta
sobre los 5 mg/dL.
Con todos estos datos, puede notarse una coincidencia entre el
perfil característico entre una hepatitis aguda, con el del paciente
evaluado. Los niveles normales de proteínas nos hacen descartar un
daño hepático crónico. En la hepatitis aguda hay un incremento de los
valores séricos de las transaminasas con una razón sGOT/sGPT menor
o cercana a 1, lo que se observa en el paciente. También se observa
una elevación de la bilirrubina total (compuesta por ambas, libre y
conjugada) y la ALP, al igual que en nuestro paciente. La hepatitis
aguda tiene distintas causas, siendo la viral la más común.

CONCLUSIÓN

 El perfil hepático u hoja hepática permiten evaluar el estado


general del hepatocito y del sistema biliar. Se miden distintas
enzimas y componentes en sangre, los cuales tienen distinto
origen o actividad en distintos sectores anatómicos, por lo que
de sus alteraciones de puede deducir el tipo celular afectado
(por ejemplo, al elevarse la ALF y la bilirrubina se puede
suponer una obstrucción del tracto biliar).
 Es importante tener en cuenta que los distintos parámetros
por sí solos no son determinantes para el diagnóstico, ya que
muchos de ellos sin inespecíficos para el hígado. Como es el
ejemplo de la ALF, que también se encuentra en huesos y
placenta. Por lo que deben tomarse en cuenta el conjunto de
ellos para realizar un análisis de la función hepática.
 Los principales usos que se des dan a estas pruebas son
para la detección de lesión hepática, diferenciación entre
enfermedades pre-hepáticas, hepáticas y post-hepáticas, su
gravedad y así establecer un diagnóstico específico si es
posible. También son usadas en el seguimiento de la
enfermedad y evaluación del tratamiento realizado.
 Se trata de un examen con grandes ventajas, no invasivo ya
que se requiere de una muestra de sangre para realizarlo, de
bajo costo y rápida entrega.

BIBLIOGRAFÍA
 Del Pozo R., Muñoz Mirna, Grandón Javier; "Guía de trabajos
prácticos bioquímica"(2009), Universidad Católica de la
Santísima Concepción.
 Del Pozo. R, Texto guía de Bioquímica Medicina, volumen II,
Universidad Católica de la Santísima Concepción, Facultad de
Medicina