You are on page 1of 6

Educación ambiental

UNIDAD 2

Actividad 2
Investigación sobre sustentabilidad

ALUMNO
xxxxxxxxxxxx


CARRERA

Ingeniería en tecnología ambiental

MATRÍCULA
xxxxxxxxxxxxxxxxxx


CONCEPTO DE SUSTENTABILIDAD
Siempre que se menciona el término de sustentabilidad es común confundirse con
otro término muy parecido que es el desarrollo sostenible.
Tanto el desarrollo sustentable y sostenible son conceptos interdependientes. A
continuación describiremos ambos conceptos:
El desarrollo sustentable se aplica al desarrollo socio-económico y consiste en:
Satisfacer las necesidades de las generaciones presentes sin comprometer las
posibilidades de las del futuro para atender sus propias necesidades y puede dividirse
conceptualmente en tres partes:
 Ambiental
 Económica
 Social.
Se considera el aspecto social por la relación entre el bienestar social con el medio
ambiente y la bonanza económica. El triple resultado es un conjunto de indicadores de
desempeño de una organización en las tres áreas.
Se deben satisfacerse las necesidades de la sociedad como alimentación, ropa, vivienda
y trabajo, pues si la pobreza es habitual, el mundo estará encaminado a catástrofes de
varios tipos, incluidas las ecológicas. Asimismo, el desarrollo y el bienestar social, están
limitados por el nivel tecnológico, los recursos del medio ambiente y la capacidad del
medio ambiente para absorber los efectos de la actividad humana.

En Tecnología ambiental, sostenibilidad describe cómo los sistemas biológicos se
mantienen diversos y productivos con el transcurso del tiempo. Se refiere al equilibrio
de una especie con los recursos de su entorno. Un ejemplo típico es el uso de la madera
proveniente de un bosque: si la tala es excesiva el bosque desaparece; si se usa la
madera por debajo de un cierto límite siempre hay madera disponible. En el último caso
la explotación del bosque es sostenible o sustentable. Otros ejemplos de recursos que
pueden ser sostenibles o dejar de serlo, dependiendo en su tasa de explotación, son el
agua, el suelo fértil o la pesca.
CONCEPTO DE SUSTENTABILIDAD
Desarrollo que satisface las necesidades de la generación presente sin comprometer la
capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades. Una de
las ideas inseparables del desarrollo sustentable es la que se refiere a que, es
necesario el cambio en los sistemas de producción y de consumo, ya que es una de las
causas del deterioro actual del medio.
Desde las décadas de los ochenta y noventa, el concepto de desarrollo sustentable se
ha ampliado, en la medida que no sólo hace referencia a la problemática
medioambiental, sino que ahora se hace referencia también hacia elementos sociales y
políticos. De acuerdo con el autor la civilización industrial ha provocado el agotamiento
de los recursos naturales.

Valores en México que apoyan la sustentabilidad
La sustentabilidad en México peligra ya que es un país donde la riqueza natural en
recursos energéticos no renovables ha provocado una alta dependencia a los
combustibles fósiles; generando un gran impacto en la economía y en sus ecosistemas,
cuyas consecuencias no son alentadoras a mediano o a largo plazo. Conociendo los
valores de la sustentabilidad podemos combatir las malas prácticas y revertir el proceso
de deterioro ecológico.
Dicha abundancia transitoria de recursos naturales, trae consigo una perspectiva social
poco consciente del valor que esos recursos naturales no renovables tienen para el
presente y para el futuro de nuestro país. México cuenta con recursos energéticos
renovables y una gran capacidad científica, tecnológica, industrial, manufacturera, etc.
Por lo tanto la posibilidad de un mayor desarrollo sostenible para México representa
una gran oportunidad para reducir la dependencia del petróleo y lograr una
diversificación energética que atenúe el impacto ambiental

Los valores de la sustentabilidad son principalmente:
 Durabilidad
No podemos considerar como sostenibles las cosas de poca calidad, que no duran. La
materia prima utilizada en cualquier producto, así como el tipo de energía utilizada para
su fabricación, además del trabajo invertido deben contribuir a un uso prolongado de
vida en las mejores condiciones.
 Eficiencia
La cantidad de energía consumida y los productos finales. Siendo la eficiencia la
capacidad de alguien o de algo, para lograr un efecto determinado con el mejor
rendimiento.
 Revocabilidad
Es de suma importancia priorizar el uso de recursos y energías renovables y de fuentes
inagotables. El Sol, el viento y la precipitación pueden garantizar el suministro de
energía renovable
 Separabilidad
La separación de origen, el establecer los materiales a utilizar y sus residuos para que
éstos puedan ser separados fácilmente. El diluir o mezclar es convertir el producto final
en irrecuperable. Es más sencillo separar los componentes si se plantea al principio del
proceso.
 Reciclaje y Reutilización
Debe de estar previsto desde la concepción del producto mismo. Sólo se puede reciclar
el producto que ha sido concebido para ser reciclado; ya que el reciclaje debe de ser
barato, y fácil para crear productos que puedan reintegrarse al ciclo de producción.
Usar y usar antes de tirar, el objetivo principal de la reutilización es agotar la vida útil
de un producto previo a su reciclaje, esto impide el reciclaje de productos útiles lo cual
es muy poco sustentable ya que se desaprovecha la energía.

QUIEN IMPARTE LA EDUCACIÓN AMBIENTAL EN MÉXICO
64.8% de la educación ambiental en México se imparte en escuelas.

De acuerdo con el estudio de la OCDE Green at fifteen? – Pisa 2006 – 64.8% de los
estudiantes mexicanos reciben información sobre educación ambiental en el salón de
clases, siendo este el principal medio. Por otra parte, un 39.86% de dicha información
proviene de los medios de comunicación tales como (televisión, radio, periódicos o
revistas). Cabe mencionar que muchos estudiantes mexicanos utilizan en menor medida
otras fuentes informativas como los libros y el Internet. Dentro de los problemas
ambientales que se toman sobresalen: la escasez de agua, energía, desechos naturales,
deforestación, extinción de la flora y fauna y contaminación ambiental (aire).

El 35.2 % Restante se imparte en cursos, publicidad, campañas de los diferentes
sectores de la sociedad.
Decía A. Malraux que el siglo XXI sería ético o no sería. La educación, que pretende
emerger lo mejor del ser humano (llegar a ser quien se es, en palabras de Fichte), toca
con su esencia ética para que desde ella se pueda construir un comportamiento y una
relación con el mundo. La ética ecológica amplía su percepción no sólo a prácticas
adecuadas entre seres humanos, sino también con su medio. Las exigencias éticas
colocan los valores por encima de las apetencias inmediatas y guían las conductas, aun
admitiendo sus riesgos.
Uno de los instrumentos que arman a la sociedad son, precisamente, los valores y la
educación ambiental los promueve. Van desde el respeto a la austeridad, pasando por la
conservación, la responsabilidad o la equidad. Vivir con valores define un estilo de vida
consecuente, ético y revulsivo de los contravalores del modelo económico vigente. Un
estilo de vida de este modo no puede ser algo circunstancial y pasajero sino
permanente y crítico, pues no olvidemos que detrás del modo de vida de cada uno se
está apuntando un modelo social; además de la satisfacción de vivir responsable y
armoniosamente, debe haber en el estilo de vida un carácter militante que aspire a
construir un mundo mejor en donde todos sean tenidos en cuenta, especialmente los
más desfavorecidos.
Tampoco debe olvidarse que las sociedades modernas están organizadas a modo de
pirámide, en cuya base estamos todos nosotros. Según apoyemos determinadas
opciones o rechacemos otras, podemos indirectamente configurarla. Para reforzar la
importancia del compromiso individual como elemento clave hacia una sociedad
sostenible, podemos reflexionar sobre el dato de que el 50 % de los científicos del
mundo trabajen para la industria militar. Va llegando el momento de que nos planteemos
seriamente para qué y para quién ofrecemos lo mejor que hay en nosotros mismos:
nuestra vocación, nuestro trabajo. Y de que nos quitemos la venda que nos lleva a
aceptar no importa qué por un puñado de dólares. Ya Spinoza supo dar ejemplo de
consecuencia personal y pública al rechazar una cátedra contraria a sus criterios (y a
cambio quedarse en la calle). Y no fue el primero ni ha sido el último. Hacia qué oriento
y en qué gasto mi vida es una cuestión capital en el compromiso de cualquier persona
con importantes consecuencias para él y su medio.
La educación es parte sustantiva de este proceso y su práctica no sólo nos hace más
libres, en palabras de P. Freire, sino que nos lleva a ser nosotros mismos. La educación,
más allá del academicismo, es crecimiento, comprensión, desarrollo. Y desde la
educación se genera cultura, que es todo lo anterior expresado a nivel social. Lo
ambiental es una dimensión más que rompe el antropocentrismo acercándonos a un
medio del que debemos ser conservadores y protectores. Una sociedad sostenible no
estará bajo la tiranía del hombre salvaje (que no debe confundirse con el primitivo)
explotando y esquilmando recursos para su propio provecho, sino que avanzará
armoniosamente colocando al ser humano como cuidador del medio, en quien piensa y
considera, para realizar sus proyectos de futuro.
La educación ambiental introduce elementos razonables en la estrecha lógica de las
sociedades capitalistas. Sus argumentos van a favor de la historia, la calidad de vida y
la supervivencia de nuestra especie. Aboga por el desarrollo para todos los seres
humanos presentes y futuros en armonía e integración con su entorno. Es sólida y
convincente, aunque no obtenga resultados inmediatos y visibles al requerir la
maduración que acompaña a todo proceso educativo. Como se he dicho, no es ni debe
ser la única vía de actuación, pero sin ella cualquier propuesta carece de sentido.
Una sociedad educada y culta (en un sentido profundo y transformador) debe ser una
sociedad fuerte y vertebrada. Necesitamos que sea así para recuperar el poder, hoy
delegado, que nos lleve a tomar el timón de nuestras vidas y de la sociedad. Sólo así
puede entenderse lo que se ha declarado repetidamente en las Conferencias
Internacionales de proponer la educación ambiental como instrumento y vía hacia una
sociedad nueva, sostenible.

Bibliografía:

OCDE mejores políticas para una vida mejor.
http://www.oecd.org/centrodemexico/648delaeducacionambientalenmexicoseimparteene
scuelas.htm extraídos el día, 30 de Julio del 2013.
Futuros Revista trimestral Latinoamericana y caribeña de desarrollo sustentable.
http://www.revistafuturos.info/futuros_12/educ_fedvc.htm extraído el día 30 de Julio
2013.