You are on page 1of 5

RELATORIA SESION DE TELECOMUNICACIONES

MAYO 30 DE2009

MODERADORES: MAIRA

JORGE PINZON

ASISTENTES: 95

LUGAR: AUDITORIO UNIVERSIAD DISTRITAL

CONFERENCISTAS: HERNANDO GOMEZ

MAURO FLOREZ

CARLOS VELASQUEZ

INTRODUCCION

Las telecomunicaciones son difícilmente entendidas como recurso natural;


sin embargo, es necesario generar inquietudes sobre este sector como un
recurso susceptible a ser interpretado desde dimensiones referentes a la
soberanía, dentro de las cuales se evidencian tendencias centro-periféricas
y dinámicas norte-sur que se enmarcan en desarrollos del dominio de las
tecnologías de la información y comunicaciones

Si para muchos de los recursos naturales las dinámicas de extracción,


explotación, comercialización del recurso son coordinados desde lugares
centrales del poder, generalmente ubicados en hemisferio norte, lo mismo
sucede con el caso de las telecomunicaciones , aún cuando los recursos
utilizados pudiesen ser entendidos como elementos soberanos de las
naciones de origen.

Así, para el caso de las telecomunicaciones, como el caso de otros recursos


naturales, se puede afirmar que mientras la riqueza surgida de los recursos
tiende a ser acumulada por estos centros de poder, a saber, las multi y
transnacionales de cada sector; muchos de los efectos contraproducentes
en términos ambientales, sociales, económicos, políticos y militares lo
tienen que asumir las localidades periféricas.

Por otra parte, las telecomunicaciones han permitido este tipo de relaciones
socioeconómicas que configuran una geopolítica de dominación norte-sur
gracias al desarrollo fuertemente sofisticado de la plataforma de la red de
las tecnologías de la información a nivel mundial.

Además, la geopolítica en las telecomunicaciones ha transformado o


facilitado la generación de nuevos códigos de identidad (trabajadores,
estudiantes y en general la mayoría de habitantes) utilizando el internet
para visibilizar el mundo y como alternativa de contacto cotidiano en los
niveles de relaciones políticas, de los patrones culturales, sociales,
ambientales, educativos y económicos.
Las telecomunicaciones también han permitido el desarrollo de propuestas
que asientan lo hegemónico como también posicionan lo contrahegemónico.
Desde los flujos de capital virtuales que tienen mucha importancia a nivel
del sistema-mundo, y que discriminan no solo a los hemisferios sino
también a las culturas, los grupos e individuos, pasando por las actividades
delictivas que se ayudan de las telecomunicaciones para instaurarse como
redes globales; y en contraposición procesos de resistencias que son
ayudados por las telecomunicaciones.

Acordémonos que fue vía Internet como el EZLN, se comunicó con el mundo
y con los medios desde las profundidades de la selva Lacandona. E Internet
desempeñó un papel importante en el desarrollo de Falun Gong, el culto
chino que desafió al Partido Comunista Chino en 1999, y también en ese
mismo año, por este mismo medio se logro la organización y difusión de la
protesta contra la Organización Mundial del Comercio en Seattle, que se ha
convertido en un icono del movimiento antiglobalización. Basta recordar, lo
sucedido el año pasado en el país, donde las telecomunicaciones
permitieron movilizaciones hegemónicas y contrahemonicas bajo el
contexto de la relación sociedad civil y actores del conflicto armado.

Entonces, bien sea que se hable de los centros de poder, bien sea que se
trate millares de personas recurriendo a los medios de telecomunicación en
su vida cotidiana, o de propuestas de resistencia divulgadas mundialmente
por el Internet, la radio o la televisión, o que hablemos de la interceptación
de líneas telefónicas en un ejemplo de las más cruda represión y
estigmatización sobre los no alineados, entre muchos otros ejemplos; ponen
de manifiesto la importancia de este sector, las telecomunicaciones, en el
mundo contemporáneo.

Bajo este abanico de problemas, se ha dado la conformación de grupo de


investigación de TELECOMUNICACIONES, en el cual se han desarrollado un
conjunto de actividades revisando las problemáticas previamente
mencionadas y canalizándose hasta el momento con una pregunta de
investigación: ¿Cómo Telmex se está apropiando del recurso natural de las
telecomunicaciones en Colombia? Bajo esta mirada investigativa se hace un
llamado a la identificación de la perdida de soberanía referente a este
sector y el nuevo rumbo geopolítico del país, lo que supone perfilar acciones
de resistencia.
CONFERENCISTA MAURO FLOREZ CALDERON.

El fenómeno de la globalización aparece aproximadamente hace 25 siglos,


dado que está directamente relacionado con los procesos de expansión y
colonización de los imperios que pretendieron un dominio sobre su mundo
conocido. Sin embargo ha sido en las últimas décadas donde este proceso
se ha caracterizado cuantitativa y cualitativamente como un proceso que ha
suprimido las distancias geográficas por medio del desarrollo de las
tecnologías de la comunicación y la información. Este proceso ha supuesto
fuertes impactos políticos, culturales, económicos, sociales, educativos,
ambientales y sociales dentro de diferentes latitudes del planeta, sin que
por ello se haya logrado eliminar las calamidades más profundas que sufre
la humanidad en su conjunto, a saber, la pobreza y la desigualdad
socioeconómica. Por el contrario, el actual sistema hegemónico sobre el
cual se ha edificado la globalización ha perpetuado unas relaciones de
inmensa inequidad entre regiones y los sectores sociales dominantes y
oprimidos.

En respuesta a estos problemas, la solución neoliberal, se sustenta bajo la


tesis que enuncia que con una libertad de mercados y eliminación de
aranceles se posibilita el dinamismo de los flujos de bienes y servicios, lo
que gracias a las leyes del mercado (que supone una competencia perfecta)
permitirá un equilibrio económico y social, eliminando así los problemas de
la desigualdad y la pobreza. Sin embargo, lejos de materializarse enta
teoría, la aplicación de las políticas neoliberales han consolidado un sistema
social fuertemente excluyente y que fortalece las relaciones de inequidad al
interior de las sociedades y entre las sociedades.

Bajo esta punta de lanza del capitalismo contemporáneo, el modelo


neoliberal, se consolida la premisa de que todo se vuelve mercancía: salud,
cultura, dignidad educación etc. Así se aniquila en papel del Estado-nación
como agente de intervención de las relaciones de oferta y demanda del
mercado, por lo que en términos ideológicos se condena la solidaridad
(fomentando los individualismos), se potencializa una fragmentación social
y hay una progresiva importancia del sector financiero como elemento
coordinador de la sociedad.

Todos estos procesos, en los cuales se sumergen las dinámicas de


explotación de los recursos naturales, determinan el contexto geopolítico y
macroeconómico sobre el cual se desenvuelve el sector de las
telecomunicaciones, entendido este como un recurso natural, y como
sector estratégico, dentro de la geopolítica mundial y nacional, se enmarca
como un fenómeno que es intrínseco a las relaciones dadas por el sistema
económico y los modelos de desarrollo que son hegemónicos.

De esta manera, el desmonte del Estado dentro de las relaciones


macroeconómicas en conjunto con la preponderancia del mercado ha
afectado directamente la soberanía de los recursos naturales que involucran
las telecomunicaciones como también frente a la importancia que genera
económicamente este sector.

A saber, los recursos naturales que competen al sector de las


telecomunicaciones son dos:
1) ARCO GEOSTACIONARIO que siguiendo el articulo 101 de la
constitución nacional, también hace parte del territorio y sobre el cual
consolidan las telecomunicaciones, al ser el espacio por el que fluye, de
distinta manera, la información. Así, dada la importancia que tienen las
telecomunicaciones en el mundo contemporáneo, fácilmente se puede
afirmar que el dominio de la orbita geoestacionaria y el espectro
electromagnético (elementos constitutivos del arco geoestacionario)
son pieza fundamental dentro de la geopolítica mundial, ya que el
dominio sobre las tecnologías de la información son indispensables
para consolidar las relaciones centro periféricas que enmarcan al
planeta.

Dadas las características físicas que determinan la utilización del Arco


Geoestacionario a nivel global, es en el centro del planeta donde más
importancia tiene este recurso natural pues su dominio supone el
control de muchas de las formas de comunicación mundial,
especialmente las generadas por medio satelital. Por lo tanto, el Arco
Geoestacionario es un recurso natural de inmensa riqueza para la
nación, razón por la cual no se debe extraña que allí se ubiquen una
gran cantidad de artefactos, de muchos países del mundo, destinados
a la telecomunicación.

No es de extrañar, entonces que los países que no hacen parte de


dicho trazo, especialmente los que se consolidan como potencias
económicas y políticas, plantean dentro de un discurso ideológico que
la orbita geoestacionaria es propiedad de la humanidad, y que ella
puede ser utilizada libremente para obtener capacidad tecnológica y
militar. De ahí que Colombia es una nación estratégica que no ha
apropiado ni defendido este recurso y este valor estratégico como un
pilar de su soberanía nacional.

2) TERRITORIO VIRTUAL que está estipulado como elemento


soberano en el artículo 101 de la Constitución Nacional. Este recurso,
que está referido a la soberanía nacional sobre el espacio virtual que
permite la dinamización del Internet dentro del país, fue vendido por 70
millones de dólares. Este hecho pone en evidencia el desconocimiento
de nuestras riquezas como nación, que sucumbe a la voracidad del
capitalismo neoliberal.

Por ende, es necesario hacer un llamado al auto-reconocimiento, y los


valores de la soberanía nacional como forma de aprovechar las
riquezas públicas en miras a mitigar y solucionar las mayores carencias
de la nación social, política y económicamente.

El sector de las telecomunicaciones hace parte de los múltiples sectores que


son dominados por países extranjeros, por medio del beneplácito que se le
otorga las multinacionales legislativa y políticamente. Así, los resultados
genéricos, muestran que. En Colombia el sector financiero es denominado
por Españoles, el sector mental por Brasileros, las Telecomunicaciones por
USA y Carlos Slim, y los demás sectores por otras naciones y grupos
económicos.

Dado que la nación que no controla los medios de producción, no controla


su futuro, Colombia sufre de la maldición de los recursos naturales. Aquí se
explotan y producen recursos de inmensa importancia pero la riqueza de
estos procesos son apropiados por agentes externos a la nación, lo que se
agrava además cuando se observa los impactos ambientales y la miseria
que se acrecientan en las diversas regiones del país.

¿Quiénes mandan a Colombia? Los poderes transnacional desde que se han


fortalecido desde las últimas décadas del siglo pasado con la inserción de
modelos macroeconómicos que mantienen el 50% de pobreza y el 17% de
la población bajo la línea de indigencia(datos del DANE), y que han desojado
a la nación y al Estado del control de las antiguas empresas publicas.
Actualmente las ganancias más importantes del sector productivo de la
nación son apropiadas por capitales extranjeros en 50%, capitales mixtas en
35% y nacionales en un 15%. Todo ello demostrando que se mantiene unas
fuertes relaciones de dependencia y colonialismo en las lógicas económicas
centro-periféricas, fenómeno que se refleja claramente en el caso del sector
de las telecomunicaciones.