La Mujer Criolla en la Epoca Colonial

El presente texto parte del siguiente enunciado: “la condición de dominación de la
mujer criolla se consolida porque el patriarcado estaba fuertemente sostenido por las
principales instituciones que configuraban la sociedad colonial del siglo XVIII”.
Para entrar en el tema primero tomaremos el concepto de patriarcado que propone
anuel !astells" para #l" $ en esto coincidimos" el t#rmino se define como la “%
estructura básica de todas las sociedades contemporáneas. Se caracteriza por la
autoridad, impuesta desde las instituciones, de los hombres sobre las mujeres y sus
hijos en la unidad familiar. Para que se ejerza esta autoridad, el patriarcado debe
dominar toda la organización de la sociedad, de la producción y el consumo a la
política, el derecho y la cultura. Las relaciones interpersonales y, por tanto, la
personalidad, están tambin marcadas por la dominación y la !iolencia que se originan
en la cultura y las instituciones del patriarcado".
&
Es importante aclarar tambi#n que el tiempo 'istórico que se toma para este
an(lisis corresponde al siglo XVIII cuando $a la sociedad colonial 'ab)a adquirido sus
rasgos esenciales" un estudio sobre la mujer en los siglos anteriores requiere un enfoque
diferente donde se enfati*ar)a la gestación de la sociedad colonial $ no su
funcionamiento $ estructura como se intenta en este texto.
En lo que respecta al lugar" el an(lisis tomar( al territorio americano en general" $a
que las caracter)sticas son similares en todos los lugares" sal+o algunas excepciones que
no afectan a nuestro caso.
El primer punto de an(lisis es el matrimonio" para la ma$or)a de las mujeres el
matrimonio era el factor mas importante en sus +idas $a sea porque les cambiaba su
posición o porque les permit)a conser+ar una situación +entajosa, $ buena parte de los
aspectos sociales de la +ida de la mujer en la sociedad colonial estaban relacionadas con
esta institución. -a participación de la mujer en la decisión de casarse estaba
condicionada por dos ideas generali*adas en la sociedad colonial. En primer lugar
exist)a una gran presión sobre los solteros de ambos sexos para casarse" la cual se +e)a
justificada $ refor*ada por el papel tradicional de la familia" las costumbres las creencias
religiosas $ la necesidad de reproducción dada la baja densidad demogr(fico. Pero por
grande que fuera esta presión era aun ma$or aquella sobre los jó+enes para no contraer
matrimonio que se consideraran des+entajosos por tratarse de personas de “notoria
desigualdad”" en cu$o caso era preferible permanecer soltero. Esto se deb)a
principalmente porque las familias pri+ilegiadas quer)an preser+ar su posición tambi#n a
tra+#s de sus 'erederos" lo cual 'acia aconsejable celebrar matrimonios con personas de
la misma posición" entre otras ra*ones para no dispersar las fortunas.
1
Castells Manuel. La era de la información. Volumen III: El poder de la identidad. Siglo XXI
Editores.
Méico! "###.
“-os +alores inculcados en el 'ogar particularmente por las madres eran el
instrumento m(s efica* para orientar a las 'ijas”
.
en la elección del no+io" futuro
esposo. Esto de alguna manera ten)a que +er con la posición económica pero lo que est(
oculto es que detr(s de esta manipulación por parte de la madre 'acia las 'ijas tambi#n
trasciende el inter#s económico $a que las madres de clase alta $ de buena posición
estaban en continuo contacto con sus 'ijas $a que no reali*aban ninguna acti+idad fuera
del 'ogar por lo cual ten)an el suficiente tiempo para inculcar en sus 'ijas ideas $
+alores que ellas cre)an con+enientes. En realidad lo que muc'as jó+enes buscaban era
la comodidad $ el lujo" la 'eredad de tierras $ el dinero estos aspectos fueron los puntos
m(s importantes de la +ida de las mujeres blancas de clase alta en la #poca colonial.
-a concentración de las tierras $ rique*as como ra*ón fundamental de la oposición
a matrimonios de notoria desigualdad no exclu)a otras consideraciones secundarias. En
primer lugar estaba el buen trato $ la moral. Pues moti+os para impedir el matrimonio
pod)an ser si el no+io era dado a actos de +iolencia" de embriague* $ si la no+ia ten)a
mala fama por su conducta moral. /in embargo" existieron casos en los cuales aunque la
no+ia 'ubiera tenido relaciones sexuales pre+ias $ 'asta algunos 'ijos" si todo 'ab)a sido
discretamente encubierto no ten)a impedimento para contraer matrimonio siempre $
cuando +iniera acompa0ada de una buena dote. 1eniendo en cuenta todo lo expuesto
podemos decir que el matrimonio en +e* de ser una manifestación de amor $ afecto
entre dos indi+iduos" sol)a ser una consolidación $ prolongación de las estructuras
económicas $ sociales de la #poca" $ si lo importante eran los bienes escriturados" los
papeles $ los compromisos legales" no era descabellado que se reali*aran matrimonios
sin la presencia de uno de los con$ugues.
El matrimonio era de 'ec'o" un ritual" sin amor ni consenso. El matrimonio
monógamo garanti*aba la descendencia $ el traspaso de la 'erencia a los 'ijos legitimas"
d(ndole continuidad al patriarcado. -as no+ias casi siempre aceptaban el fallo de las
familias $ todo transcurr)a dentro de la ma$or discreción. -a mujer se fue 'aciendo
inconscientemente reproductora del sistema de dominación patriarcal en su nue+o papel
de ama de casa" como si esa 'ubiese sido su condición natural. 2e la #poca colonial
pro+iene tambi#n el 'ec'o de que lo familiar debe quedar reser+ado al (mbito de lo
pri+ado" aunque es sabido que la familia3en su origen $ desarrollo3 constitu$e un
fenómeno social.
4na forma de que los padres se asegurasen de que sus 'ijos no se casaran con
personas que no les con+en)an económicamente era recurrir a la justicia a tra+#s del
inicio de un proceso de disenso matrimonial" #ste ser( un recurso utili*ado por los
padres para refor*ar su autoridad paterna. Exist)an dos clases de disenso: uno que se
pod)a calificar como moti!os !álidos" esto se refer)a a enlaces en que alguno de los
no+ios no 'ab)a cumplido los .5 a0os 6ma$or)a de edad7" alegando en este caso la
"
$E%& 'E L( )E'$(*(: +La mujer criolla , mesti-a en la sociedad colonial! 1.##/101#2! en re3ista
'esarrollo , Sociedad!
%o 11! CE'E! 4ogot5! enero 1607! p. "#".
ju+entud e inmadure*, el otro caso era referido a la notoria desigualdad" cit(ndose en
ella moti+os raciales o ser de otro linaje" o tambi#n objeciones de )ndole moral o
económica. -o excepcional de de este recurso era que el disenso pod)a ser iniciado por
otros familiares como por ejemplo un t)o.
8tro aspecto a tener en cuenta" $ tambi#n relacionado con el matrimonio" fueron
las dotes tu+ieron un car(cter rele+ante en las familias criollas. “En primer lugar las
dotes aseguraban a las familias suficiente control sobre las 'ijas para concretar
solamente aquellos matrimonios que fueran de su aprobación”
9
. Por otro lado las dotes
marcaban plenamente las diferencias de clase entre las familias de la colonia. Para las
mujeres de las clases altas las dotes estaban aseguradas por la posición familiar $ en
todo caso aseguraba a la 'ija la 'erencia de sus padres. Esto no ocurr)a s) con las
mujeres de dote precaria" que de cualquier manera el no+io pod)a brindar" pero se 'ac)a
dif)cil encontrar un no+io con dic'a predisposición.
2urante la #poca colonial el sistema patriarcal tu+o un sentido 'ol)stico $a que
penetró en todos los ni+eles e instituciones" el factor económico tu+o tambi#n su m(s
destacada importancia tanto que las clases altas fueron las creadoras de un sistema de
tradiciones que reprodujeron las familias de la #poca $" si se destaca el g#nero, las
mujeres lograron mantener esa l)nea de pensamiento en sus 'ijas.
2entro del sistema patriarcal la mujer 3de cualquier posición que sea3 no tu+o
injerencia en asuntos extra 'ogare0os. /olo se a+ocó a recluirse en el 'ogar. /i bien la
influencia que ejerc)a sobre sus 'ijos mediante la inculcación de +alores morales $
religiosos era de suma importancia para la familia" no lograron trascender a otros
rangos" como la participación en la toma de decisiones de cualquier )ndole de los cuales
se encargaba :nicamente el 'ombre.
2esde el punto de +ista masculino la mujer 'a sido destacada solo por su
belle*a" su condición de madre $ esposa sumisa $ en ocasiones por un accionar acorde
al sistema. -a mujer solo permaneció en manos del autoritarismo +aronil" las
acti+idades que reali*aba la mujer blanca de clase alta dentro de su 'ogar se a+ocaban
solo a trabajos manuales de poco esfuer*o como el bordado" la costura" el tejido" en
contraposición al trabajo de las escla+as. ;lgunas mujeres de buena posición económica
contaban con instrumentos musicales por lo que se dedicaban a la m:sica. Pocas eran
las que sab)an leer $ escribir" generalmente las mujeres de la elite contaban con ese
pri+ilegio $ ten)an la oportunidad de leer literatura en su 'ogar.
En la #poca colonial la mujer buscó e+adir de alguna manera el sistema patriarcal"
es decir que algunas mujeres prefirieron dedicarse a los asuntos religiosos intern(ndose
en los con+entos" esto se debe a que muc'as no toleraron el autoritarismo de su familia
especialmente de su padre. Esto da lugar a una larga luc'a por recuperar sus derec'os
como mujer. <ue en los con+entos donde las mujeres religiosas comen*aron a escribir
1
8p. Cit. "
$a que al estar recluidas" paradójicamente el con+ento ofrec)a un peque0o espacio de
libertad e independencia.
4n ejemplo e+idente es /or =uana In#s 2e -a !ru* cu$o +erdadero nombre era
=uana de ;sbaje $ >am)re* de /antillana, nacida en &?5& en /an iguel de 1epantla
#xico" 'ija natural de padre +asco" Pedro anuel de ;sbaje" $ de madre criolla" Isabel
>am)re*. Interesada desde ni0a en el estudio" le pidió a su madre que la en+iase a la
escuela +estida de 'ombre para poder estudiar" rompiendo los prejuicios $ las
discriminaciones que exist)an respecto de la mujer que quer)a culti+ar su inteligencia.
/or =uana decidió reclutarse en un con+ento donde escribió sobre el amor las pasiones
los celos" el orgullo la esperan*a $ la felicidad, adem(s escribió tambi#n algunos +ersos
conocidos como: cr)ticas a la moral patriarcal.
En los con+entos de todos modos la mujer aunque go*aba de una m)nima libertad
estaba por otro lado sometida a los preceptos de la iglesia $ la +igilancia de los cl#rigos.
En cuanto a la educación en las mujeres de clase alta" la ignorancia era
perfectamente sostenida. @o 'ab)a maestros para nada" no 'ab)a libros sino de+oción e
insignificantes" solamente aprend)an a leer" escribir $ contar.
-o m(s formal dónde iban era una +ieja casa" all) concurr)an +arones $ mujeres"
separados en dos salas. @o todos los padres quer)an que sus 'ijas aprendieran a escribir"
para que no le escribieran a los 'ombres. ; las mujeres adem(s se les ense0aba a coser $
marcar. Era mu$ r)gida la +igilancia de los padres para impedir el trato de las ni0as con
los caballeros. -a ma$or dic'a de los padres era tener en la casa una 'ija monja.
8tro aspecto a considerar es la ingerencia de la Iglesia en la +ida de las mujeres"
algunos autores llegan a afirmar que desde la Iglesia se llegó a implantar una especie de
terrorismo ideológico3religioso que llegó a autocon+encer a la mujer de que era un ser
impuro e inferior. !itemos algunos ejemplos: un padre de la Iglesia llamado 1ertuliano"
dec)a frecuentemente: “t: eres la puerta del infierno" t: fuiste la que rompió los sellos
del (rbol +edado”. Por otro lado" /an ;mbrosio racionali*aba el significado del
patriarcado: “;d(n fue inducido al pecado por E+a $ no E+a por ;d(n. Es justo que
aquel a quien la mujer 'a inducido al pecado sea recibido por ella como soberano”.
1ambi#n podemos citar a /anto 1om(s de ;quino: “la mujer necesita marido no
solamente para la generación" lo mismo que ocurre en los dem(s animales" sino tambi#n
para su propio gobierno" pues el +arón es m(s perfecto en cuanto a la ra*ón $ m(s
en#rgico en +alor”. En cuanto a la Aiblia se buscaba enfati*ar o resaltar en aquellos
aspectos que incid)an directamente en el comportamiento de las mujeres" por ejemplo:
“no procede el +arón de la mujer" sino la mujer del +arón” 6!orintios &" &&3&B7"
sentenciando: “tu deseo ser( el de tu marido $ #l reinar( sobre ti” 6C#nesis 93&?7. 8tro
modo de ejrcer este “terrorismo” era utili*ando la figura de E+a" colocarla como
s)mbolo de la mujer es inducir a identificar a #sta con el pecado" con la “ca)da”.
!abe tambi#n resaltar la figura de la Virgen ar)a" -os espa0oles $ portugueses
fueron portadores del mito de la +irgen ar)a" fenómeno sumamente extra0o para las
mujeres ind)genas al comien*o de la conquista" pero luego fue incorporado a un
sincretismo religioso que perdura 'asta nuestros d)as. -a Iglesia consagró a la +irgen
ar)a en adre de 2ios" en modelo de las mujeres" en “el estereotipo de la
@aturale*a de la ujer con una maternidad misteriosamente +irginal $ una +irginidad
misteriosamente maternal”. Pero por otro lado m(s accesible a las mujeres que dios3
'ombre tiene m:ltiples. significaciones: “sir+ienta del se0or”" madre de los 'u#rfanos"
consuelo de los d#biles. Es un modelo abstracto de femineidad" “sin manc'a”" no
pose)da" +enerable" mediadora de la sal+ación" re+erso de E+a $" por encima de todo"
mujer3madre. ;s) la representaron los coloni*adores en los primeros altares que
le+antaron en las iglesias americanas" $ as) fue como llegó al pensamiento de la
sociedad colonial.
4n :ltimo punto a tener en cuenta es el papel de la mujer en lo que respecta a los
asuntos oficiales" durante esta #poca las mujeres no ten)an canales institucionali*ados
para participar en los asuntos p:blicos del estado, tampoco ocupaban cargos en la
burocracia real ni en el cabildo" $ en realidad los :nicos cargos formales que
ocupaban eran en los con+entos" entendiendo naturalmente que la ma$or)a de los
cargos eclesi(sticos les estaban +etados.
; modo de cierre podemos decir que realmente la condición de inferioridad de la
mujer estu+o fuertemente sostenida por la estructura social colonial" lo +imos a tra+#s
de las diferentes instituciones sociales" como la familia" el matrimonio" la iglesia $ el
estado" en todas ellas la condición de la mujer estaba supeditada a las disposiciones
de los 'ombres" quienes se encontraban en posición de dominación $ opresión 'acia
las mujeres" conformando as) una sociedad patriarcal.
MINISTERIO DE EDUCACIÓN, CULTURA, CIENCIA Y TECNOLOGÍA
INSTITUTO DE NIVEL TERCIARIO
VILLA ÁNGELA-CHACO
PROFESORADO PARA EGB 3 Y POLIMODAL EN HISTORIA
TALLER AREAL
“LA MUJER CRIOLLA EN LA ÉPOCA COLONIAL”
PROFESORA: Ditz, Alejandra
ALUMNAS: Kovalchuk, Eliana.
Ortega, Patricia.
Vargas, Andrea.
AÑO: 3ero.
FECHA: Viernes 6 de Noviembre de 2009

AÑO: 2009