PROPUESTA ESTADÍSTICA PARA LA EVALUACIÓN DEL PROGRAMA DE PREVENCIÓN DE

EMBARAZOS A EDAD TEMPRANA Y EN ADOLESCENTES EN VENEZUELA (ESTUDIO PILOTO).


INTRODUCCIÓN

En Venezuela es evidente la incidencia cada vez mayor de embarazos en mujeres entre 11 y 14
años y en adolescentes, lo que se atribuye a la falta de educación sexual, desconocimiento sobre la
sexualidad humana y al inicio temprano de la actividad sexual, entre otras causas, que trae como
consecuencia enfermedades de transmisión sexual, abortos, hijos no deseados, abandono escolar
y madres solteras, problemas en general en las familias de donde provienen.
La población adolescente en Venezuela constituye el 21,5% del total de la población, de los cuales
el 50% son mujeres con una tasa de mortalidad más alta para adolescentes embarazadas que para
mujeres adultas, las defunciones por complicaciones obstétricas en mujeres entre 10 a 19 años
ocupan el segundo lugar en el país y el cuarto lugar en América Latina. Al respecto en el II
Congreso Venezolano de la Mujer, se señala la incidencia cada vez mayor de embarazos precoces
en el grupo etario entre 12 y 14 años, y adolescentes.
Esta situación requiere elaborar un modelo de intervención para la prevención y atención del
embarazo a edad temprana y en adolescentes con una perspectiva intersectorial y de género, con
base en un estudio piloto.
Las siguientes líneas pretenden circunscribir una metodología estadística que sirva de soporte para
la toma de decisiones en cuanto al abordaje de un modelo de intervención en este importante
segmento poblacional.

Metodología Estadística
En consideración a los objetivos que se plantea este estudio y de acuerdo a las múltiples
experiencias en planificación y ejecución de estudios estadísticos de esta índole, se propone
realizar una investigación de campo de tipo cuasi-experimental por las siguientes razones:

1) Se debe evaluar el impacto del modelo de intervención (conocido a priori) usando dos
grupos llamados de control y no controlados.
2) Esta situación teóricamente obligaría a realizar un diseño de experimento (por ejemplo) lo
que sugeriría una investigación experimental, pero se conoce la rigurosidad técnica que
esta exige, como la aleatorización de los elementos dentro de los grupos, lo que resultaría
muy difícil en el campo, sobre todo por razones geográficas, de tiempo, costos y de
seguridad al personal que laborará en campo.

En tal sentido se plantea realizar un estudio cuasi-experimental que posee sus ventajas en
investigaciones sociales, de acuerdo a experiencia exitosas realizadas en varios países del
mundo.

La metodología cuasi-experimental
Ventajas
Especialmente en las ciencias sociales, donde la pre-selección y la asignación al azar de grupos
es frecuentemente difícil, ellos pueden ser muy útiles en generar resultados para las
tendencias generales.
Por ejemplo, si se estudia el efecto del consumo de alcohol materno, cuando la madre está
embarazada, sabemos que el alcohol hace daño a los embriones. Un diseño estrictamente
experimental implicaría que a las madres se les fuese aleatoriamente asignado beber alcohol.
Esto sería ilegal por el posible daño que el estudio podría causar a los embriones.
Entonces lo qué hacen los investigadores es preguntar a las personas cuánto alcohol ingirieron
en sus embarazos y luego las asignan a sus respectivos grupos.
El diseño cuasi-experimental es usualmente integrado a estudios de casos individuales; las
cifras y resultados generados con frecuencia refuerzan los hallazgos de un estudio de caso , y
permiten que tenga lugar algún tipo de análisis estadístico.
Además, al no ser necesario llevar a cabo una amplia y aleatoria selección previa, el tiempo y
los recursos necesarios para la experimentación se reducen.
Nota: Otra alternativa para abordar esta investigación pudiese ser usando la técnica de grupos
focales dirigidos.

Espero que te sirvan estas líneas gruesas para el fin que se proponen.
Luis Gerardo Mendoza.