1.1.

EL CONCEPTO DE AMISTAD
El término philía, amistad, tiene algunos rasgos que nos podrían parecer
extraños, pues designa relaciones humanas que hoy en día no aceptaríamos sin
más como amistades. Pensemos, por ejemplo, en la relación de colegas, que entre
nosotros, debido a su condición impuesta y no elegida, diícilmente
consideraríamos como tal.

!Es nuestro amigo aquel que nos es "til# $í. !% aquel que comparte con
nosotros el placer# &ambién. Pero lo es en mayor medida aquel en quien
con'amos, porque le conocemos, a quien queremos por su bene(olencia, por su
desinterés material y su cariño. Estas tres ormas de la amistad) por la utilidad o
con(eniencia, por el placer, por la (irtud o el carácter con'guran el análisis
aristotélico del concepto y la solución a la paradoja antes mencionada.
Philía designa un amar que no sólo signi'ca erotismo o una bene(olencia
neutral, sino también desearse el bien recíprocamente, entre iguales* es el amor
recíproco entre seres humanos que de una o otra manera se desean el bien. Estas
distintas maneras de desear el bien marcan una dierencia esencial para la +tica
de ,ristóteles, pues lle(an a una dierenciación de la capacidad de amar y
posibilita comprender las relaciones amistosas seg"n el objeto del amor.
,hora bien, lo que es digno de amor tiene triple aspecto) lo "til
- lo placentero - _´__¸_¸_ ._/0, y la (irtud -1´_¯!0. , tra(és de esta
partición de lo que es digno de amor es posible reducir las relaciones de amistad a
tres ormas) la amistad por la con(eniencia - 0, la __¯_¸__¸¯¸__´__¸¯
amistad por el placer - 2 __¯_¸__¸º _._ª¯! 0 y la amistad por la (irtud o ¯
el carácter - 2 __¯_¸__¸¯ _1´_¯! 0. Estas tres ormas de amistad se ¯
undan en una igualdad, 3pues ambas partes hacen y se desean uno a otro lo
mismo o intercambian lo uno por lo otro4
5os amigos por con(eniencia dirigen su bene(olencia hacia aquel que les
promete ganancia. % dado que ambos corresponden de la misma manera, dan de
sí lo mismo y tal amistad dura en tanto se mantiene el bene'cio material, en tanto
ambos producen la con(eniencia mutua. Es muy probable que la amistad por
con(eniencia pueda soportar un tiempo una disminución de las ganancias mutuas,
pero seguramente no podrá perdurar, sin producir lo que la sostiene, lo "til, lo
con(eniente, el bien material. Esta orma de amistad sería la de los (iejos -6E 7888,
99:; a <:0, quienes tienen menos interés en el placer e intercambian ayuda por
dinero o regalos. Este tipo de amistad surge cada (e= que dos o más buscan su
con(eniencia y a la (e= rinden lo propio en correspondencia. 6o es rara esta orma
de amistad, por el contrario, la comunidad no podría alcan=ar sus 'nes sin ella. $u
abundancia nos muestra, no obstante, su (ulgaridad y su origen inerior, de hecho
se reali=a más ácilmente y sólo unos pocos lle(an a cabo cosas diíciles y
hermosas.
5a amistad por el placer nace del interés por encontrar una relación llena de
goce. >uienes la practican desean el placer que les promete la belle=a corporal, el
don musical o algo parecido, en un ser humano. Esta orma de amistad la hallamos
sobre todo entre gente jo(en -6E 7888, 99:; a ?90, quienes intercambian ácilmente
placer por placer, quienes son hermosos, agradables o ambas cosas a la (e=, en
tanto su pura compañía puede ser un deleite. @e represento, sin embargo, el
ejemplo de m"sicos que no son ni jó(enes ni hermosos, pero interpretan muy bien
su instrumento, tanto que se pasa con ellos momentos inol(idablemente go=osos.
Auando no se pide otra cosa de ellos, y sólo cuenta el intercambio de agrado,
entonces pueden ser llamados amigos por el placer. En este ejemplo, cada uno de
los amigos desea el bien al otro en el sentido del placer y de su duración, pues
anhelan la repetición de los momentos agradables y (en en el amigo, la uente de
ellos.
,ntes dijimos que la amistad por con(eniencia es más recuente y pertenece
a la masa de gente - 0. ,hora obser(amos que lo mismo pasa con ª__¯ª¯¯ª_
la amistad por el placer. $e debe agregar tan sólo que la duración de estas dos
ormas de amistad depende de la presencia de lo con(eniente, en un caso* y del
placer, en el otro. &anto ganancia como placer son objetos pasajeros del deseo,
que determinan dos ormas correspondientes de amistad.
5a amistad por la (irtud o el carácter, nace en condiciones pocos recuentes,
pues su reali=ación supone para los partícipes el desarrollo de una personalidad
coronada por la (irtud. Este tipo de amistad une indi(iduos que se desean el bien
en orma absoluta -1 B _¸º ¯_¸ C0, por ra=ón del amigo ¯¯°
-___D¯ª*_E¯__¸. +stos se aman debido a su carácter, que se ha
pereccionado en la práctica de la (irtud. Esta orma de amistad es rara -6E 7888,
99:; b <F0, pues necesita no sólo de indi(iduos perectos, que se alegran con las
acciones (irtuosas y participan de ellas, sino también del tiempo necesario que ha
de pasarse juntos, para que los amigos tengan ocasión de mostrarse
recíprocamente capaces. ,demás, dado que la (irtud supone el ejercicio de la
parte racional del alma, la amistad por el carácter es una relación entre seres
humanos ra=onables, que se aman unos a otros por ra=ón de sí mismos y la
perección de sus (irtudes humanas. Este tipo de amigo es aquel maestro de las
(irtudes éticas, que se ha hecho a sí mismo en torno a la parte racional de su
alma, como centro organi=ador de su carácter.
G9H
5os amigos por la (irtud son
igualmente "tiles y agradables unos a otros, pues conocen lo que es bueno en sí y
se orientan hacia el bien absoluto.
5as tres ormas de amistad descritas se undan en una igualdad, aquella de
la correspondencia recíproca. $e puede decir que ellas persisten en tanto está
presente esta correspondencia, con excepción de la amistad por el carácter, que
se unda en algo más permanente, la (irtud. 5a permanencia del ser(icio mutuo es
a pesar de todo una condición general de su nacimiento y su duración.
5a amistad por la (irtud se construye sobre el amor recíproco, un amor por
el amigo mismo, por su carácter. Por eso será un buen escudo contra la calumnia,
la en(idia o similares. El amigo (irtuoso se conoce a sí mismo, sabe de la
perse(erancia de sus (irtudes y escucha al lado racional de su alma. Por eso no (a
a quitarle ácilmente la con'an=a a su amigo ni (a a preerir una nue(a relación a
expensas de su amistad ya probada.
Por tanto, las tres ormas de amistad desean de alguna manera el bien, en el
sentido en que aman. $i sólo el amigo (irtuoso ama y desea el bien por ra=ón del
amigo, me parece decidido, sólo éste ama al amigo por él mismo, sin moti(os
accidentales o casuales.
El amor de una madre parece desinteresado y proundamente enrai=ado.
Ellas se sacri'can de hecho por sus niños y sólo en casos de maldad se(era se
comportan de otro modo. Este es, sin embargo, un amor determinado por la
naturale=a, que con el amor de los seres humanos superiores sólo tiene en com"n
la disposición al sacri'cio y el desinterés. 5a relación con los hijos ni siquiera es
simétrica, pues los hijos aprenden bastante después a amar a sus padres.
El intento por rei(indicar las ormas ineriores de amistad para ser justo con
la mayoría de la gente - 0 (ale tal (e= sólo en el ámbito de la ª__¯ª¯¯ª_
amistad ciudadana.

PHILAUTIA
,ristóteles presenta el problema de manera dialéctica) 3Ino se puede también
preguntar, si debe uno amarse más a sí mismo o a otroJ -E6 8K L 99;L a <;0. % se
da primero un marco para la solución del dilema -E6 8K F0.

5a relación amistosa entre amigos tiene algunas características tales como)
9. El deseo del bien y hacerlo por el amigo mismo
<. El deseo de la (ida y el ser del amigo por ra=ón del amigo
?. El deseo de las mismas cosas y la (ida conjunta
F. El compartir placer y dolor
G?H


,hora (amos a 8K L. !, quién se debe amar más, a sí mismo o a otro#

5a solución de este dilema se encuentra a tra(és de una dierenciación
conceptual. $e distingue un uso com"n o (ulgar de la palabra philautía, de su
signi'cado propio. Por una parte, designa el comportamiento de los malos, quienes
lo hacen todo por su ganancia y se arrogan derecho a demasiado dinero, honores
o cosas semejantes, mientras satisacen tan sólo sus apetitos y su codicia, huyen
del esuer=o y quieren recibir mucho. Este comportamiento merece con ra=ón el
repudio de la gente, pues no hace surgir nada noble o hermoso. Me esta manera
se aman a sí mismos los malos.

El (irtuoso, por otra parte, reali=a un comportamiento orientado hacia lo
noble y desatiende incluso lo propio, hecho que está en conNicto con la creencia
com"n de que uno debe amar al amigo por sobre todo.

En este punto ,ristóteles trae a colación el argumento de 8K F, en cuanto a
que el (irtuoso es el mejor amigo de sí mismo, y se deja aconsejar por el espíritu,
para seguir y amar lo mejor de sí. 3El que se ama a sí mismo es quien lo aprecia al
máximo -al espíritu0 y lo sir(eJ -E6 8K L, 99;L b ??0

$e separan, pues, dos signi'cados para la philautía y dos modos de (ida, la
de los racionales y (irtuosos* la de los (iles, que (an tras la ganancia y el placer.
El amor a sí mismo y la amistad son pues compatibles* más a"n, el amor a si
mismo del amigo por el carácter es una una experiencia sana consigo mismo y sin
transición una experiencia com"n con el amigo, cuya simetría (ence la dierencias
de los indi(iduos, para reconocerse uno a otro como (irtuosos en el elemento
racional.
1.2. RELACIONES DE AMISTAD
5a (ida del ser humano es una constante interrelación, porque necesitamos
necesariamente de los demás para satisacer nuestras necesidades, además para
llegar a alcan=ar objeti(os que estén a nuestro alcance necesitamos conocernos
bien, pues la mayoría de las personas tenemos una (isión deormada de
nosotros mismos. Oay personas que tenemos tendencia a subestimarnos y
otras en cambio a sobrePestimar cualidades y los resultados obtenidos en la (ida,
esta acti(idad pesimista u optimista respecto a uno mismo orece gran inNuencia
sobre nuestras aspiraciones he ahí la importancia de conocerse a uno mismo, en
la medida en que nos cono=camos podemos adaptar nuestro ni(el de aspiración al
logro de nuestras metas.
1.3 . EL POR QUÉ DE NUESTRA SIMPATÍA Y ANTIPATÍA HACIA LOS DEMÁS
Aomo la simpatía es tan importante en las relaciones humanas nos
con(iene conocer su origen y su ormación así como los actores que hacen a las
personas simpáticas para unos y antipáticas para otros* esto es muy importante en
cuanto a relaciones humanas pues nuestra manera de tratar a tal o cual persona
depende de la atracción o de la repulsión que se sienta por ella
En muchas ocasiones escuchamos en una con(ersación
- ¡Que buen, muchacho es tan simpático!..."
- ¡Es curioso, a mi me parece antipático, no lo quiero ver ni en pintura.
Estas son expresiones muy comunes. Pero ... !>ué misterio hace que
ciertas personas sean simpáticas para algunos y antipáticos para
otros#
@uchas in(estigaciones en psicología social han puesto de relie(e la
importancia de la simpatía en el rendimiento del trabajo en equipo.
Qe'eren que los grupos compuestos por personas que simpati=an
entre sí, poseen una moral y una producción superior a la de grupos
cuyos miembros no simpati=an, de ahí que ahora se busca ormar
grupos humanos en cualquier campo por a'nidad.
1) Orígene !n"#n"!en$e %e &' !()'$í' * 'n$!)'$í'
Rreud demostró que muchos aspectos de n comportamiento tenían orígenes
inconsciente quiere decir que la simpatía o antipatía que se por una persona es
de origen inconsciente* y un ejemplo)
Ejemplo -?0.P Ina trabajadora de una empresa que su jee le resulta antipático* al
preguntar moti(o de la antipatía, ella contestó que sepai su padre con quien no
se lle(a bien ...., Es prS que suceda lo mismo con muchas personas pi nunca está
demás anali=ar ese sentimiento c apare=ca sin moti(o ra=onable, pero puede di
caso contrario que le resulte simpático sien cuando se lle(e bien con su padre.
2) O$r' $e#rí' %e %#n%e )r#+!ene &' 'n$!)'$í' # !()'$í' e &' re&'"!,n
-.!g/r' 0 1#n%#-
Tbser(e esta Rigura y diga que es lo que (e...
obser(a bien también podrá (er en ella dos rostros de per'l. Auando
usted (e el cáli= no (e los per'les y a la in(ersa si (e los per'les le es
imposible (er el cáliz... !Auál es la causa#
5a explicación será en que si usted (e el cáli= como ondo esta
concentrando su atención sobre las siluetas negras y por el contrario si
usted considera el negro como ondo, (erá el cáli=.
,hora si colocamos en el lugar del cáli= los deectos de una
persona y como ondo sus cualidades tendremos a considerarla
antipática.% si por el contrario colocamos sus deectos como ondo y
destacamos sus cualidades, la persona nos parecerá simpática, los
deectos que nosotros podemos (er en las personas son muy
di(ersos por decir o mencionar algunos tenemos) actitud inadecuada,
alg"n detalle desagradable desde el punto de (ista estético, (estidos
sucios o rotos, tics, (o= estruendosa o muy aguda, etc.
Uasta que obser(emos un solo deecto en otra persona para
considerarla antipática o en todo caso una cualidad para
considerarla simpática.
En 'n, cualquiera que uera la explicación del origen de la simpatía
y la antipatía, esta demostrado que ambos son sentimientos de los
que debemos descon'ar, pues están inNuenciados por actores
puramente subjeti(os. El conocimiento de este simple hecho es
su'ciente para que muchas personas mejoren sus relaciones
humanas. $i esta lectura les ayuda y llegan a descubrir en cada caso
las ra=ones de sus antipatías pues elicitaciones pues así (encerán con
mayor acilidad sus ad(ersiones.
2.1. CONCEPTO DE RELACIONES HUMANAS
5as relaciones humas son un conjunto de estrategias a tra(és de las cuales
logramos que nuestra con(i(encia con los demás sea satisactoria y eli=, para ello hay
que respetar el derecho de los demás y hacer respetar nuestros derechos. Esto se
complementa con la práctica constante e (alores y (irtudes personales y sociales.
El ser humano por naturale=a es un ser social y toda nuestra (ida es una
constante relación con otras personas conocidas y desconocidas. Para que haya una
adecuada comunicación en estas relaciones es necesario un equilibrio entre deberes
y derechos.
2.2. RELACIONES HUMANAS ENTRE PADRES E HI2OS
Mespués de haber (isto el concepto de amistad, lo que a
personalidad se re'ere (eremos ahora lo que constituye el cimiento
para las relaciones humanas y la ormación de la persona, es decir las
relaciones entre padres e hijos como sabemos el hogar es la cuna
donde se ormará, nuestra conducta, es en base a la educación que
recibimos y al ejemplo de nuestros padres como nos (amos a
desen(ol(er, he allí la importancia del papel de los padres. Aiertas
in(estigaciones de psicoanálisis y psicología social, señalan que la
conducta de los niños es en gran parte una reacción del
comportamiento de los padres. $e ha comprobado que la
mayoría de los problemas del comportamiento tales como la
mentira, el bajo rendimiento académico o la inestabilidad, tienen por
causa la conducta y las actitudes de los padres
%a actualmente se puede a'rmar que hay una mayor cantidad de
Vpadres P problemasV que de Vniños problemasV.
<.<.9,A&8&IME$ ME 5T$ P,MQE$ % $I 86R5IE6A8, E6 5, AT6MIA&,
ME 5T$ 68WT$
Mescribiremos a continuación algunas actitudes de padres y
mostraremos como se comportan y reaccionan los niños de acuerdo
con ellas.
A. INDI.ERENCIA Y RECHA3O)
5a necesidad más imperiosa en un niño es la ternura, protección y
atención. ,unque pare=ca increíble hay padres que se rehusan
sistemáticamente a brindar algunos de esos alimentos
psicológicos, indispensable para el armonioso desarrollo del
niño. ,sí ocurre por ejemplo con la señora que siempre se
ingenia para no tomar a su hija en sus bra=os e in(enta miles de
excusas para no hacerlo)
>ue está ocupada, que tiene que limpiar, o que (a a salir
de compras. El hecho es que en el momento que la niña
reclama alguna atención o caricia, la madre, la e(ita. $i nos
preguntamos !por qué lo hace# probablemente se trate de una
conducta inconsciente, podría ser por celos hacia la pequeña con
respecto al esposo, o qui=ás la niña se parece ísicamente a
alguien con quien la madre tu(o conNictos en el pasado.
El resultado de este tipo de actitudes por parte de los
padres, es un niño generalmente angustiado que trata con a(ide=
de llamar la atención de sus propios padres, proesores o
compañeros. $on eternos insatisechos y muy a menudo
inestables, cuando son adultos exigen una excesi(a ternura por
parte del cónyuge, pro(ocando así serios desacuerdos
conyugales.
4. PADRES SUPERPROTECTORES5
Existe también la actitud opuesta. Oay padres que en (e=
de pri(ar al niño de atención y ternura lo miman y no lo dejan un
momento en pa=) rases como "ten cuidado, te vas a
lastimar", "cuidado te vas a caer de la ventana".
"Papa está a tu lado...".
$on rases que llue(en sobre los pobres niños que no pueden dar un sólo
paso sin ser ayudados, son niños criados entre algodones.
Auando estos niños entran en contacto con otros niños de su edad y
son tratados de igual manera, crean (erdaderos problemas, pues no
logran adaptarse, se tornan tímidos y retraídos, languidecen y recuente en
el caso de la escuela, no aprenden nada. $e sienten completamente
perdidos, pues están muy habitados a la presencia y a las caricias de los
padres.
C. LA 4RUTALIDAD5
Es increíble comprobar muchos son los niños que a portas del
siglo KK8, considerado VAi(ili=ado y de grandes a(ancesV, reciben
golpes ó boetadas, esto sucede en todos los medios sociales. Esta
orma de educación pro(ocan dos reacciones dierentes, de acuerdo
con el temperamento de los niños) El niño comien=a a imitar a los
padres y a golpear también a sus amigos, a niños menores y a sus
compañeros.
T bien toma la actitud de Vanimalito golpeadoV, cayendo en una
extrema timide= y en tal inhibición que llega a temer a cualquier
adulto, ya sea al padre, a un amigo de los padres ó al proesor si está
en la escuela.
D. PADRES RÍ6IDOS Y AUTORITARIOS5
@uchos padres quieren, sobre todo, ser obedecidos al pie de la letra.
Por otro lado no admiten errores* toda alta es inmediatamente castigada
con) supresión de juegos, o de la tele(isión, de paseos o de alg"n dulce
a(orito* pero cuando el niño hace las cosas bien los padres rígidos y
autoritarios no les dan ninguna importancia por que eso les parece natural*
como es imposible que los niños hagan las cosas siempre como los padres
las quieren, entonces es sometido a régimen de castigos seguidos.
5os niños que son tratados de esta manera se con(ierten
rápidamente en (íctimas de un complejo de inerioridad, rente a los
compañeros que, eli=mente tienen padres comprensi(os.
En ellos también se desarrolla un complejo de culpabilidad, de
temor de ser castigados* y una permanente actitud de espera del racaso* la
rebelión contra el régimen se mani'esta sobre todo en la adolescencia.
E. PADRES DEMOCRÁTICOS5
Urindar ternura cuando es necesario, alabar el esuer=o y recompensar al
niño cuando se lo merecen es la actitud de muchos padres que logran (er
como crecen sus hijos en un ambiente de ternura, comprensión, calma
y respeto humano.
5a educación dada por estos padres esta orientada a desarrollar en el niño el
sentido de responsabilidad, con'ándole muchas tareas sencillas y procuran
que el niño quiera lo que esta haciendo y no que haga lo que quiera, los
padres deben orientar al niño hacia la conclusión de trabajos, sean
comen=ados o no, y ormarlo para que aprenda a utili=ar
adecuadamente su libertad, este tipo de educación es el
resultado del equilibrio entre la tolerancia, la comprensión y la
'rme=a.
Para concluir esta parte queremos decirle a usted lector, que
con todo aquello que aquí le hemos brindado en orma
sintética logremos contribuir a desarrollar cualidades positi(as
en cada uno de ustedes y sobre todo aprenda a utili=arlas para
ser un excelente proesional, un buen trabajador, un buen
cónyuge y qui=á un buen padre.
5a libertad unida al respecto al prójimo debe comen=ar a
culti(arse en las relaciones humanas entre padres e hijos, es decir
en la propia célula amiliar, si queremos lograr una nación con
(erdadera democracia y con hombres dispuestos a luchar y a
enrentarse a cualquier ad(ersidad.
En la actualidad la educación de los niños no es un deber
estrictamente amiliar, sino también la escuela tiene a cargo parte de la
educación de los niños. $i concedemos a la escuela una importancia
tan grande en la educación de nuestros hijos, es con(eniente que como
padres, prestemos la atención necesaria, no sólo a la escuela y el
colegio si no también a las relaciones entre amilia, el director, el
proesor y los alumnos.
!Aómo tratar a los proesores# !Aómo deben tratar estos a los
padres y a los alumnos# !>ué se debe hacer ante un boletín o libreta
de notas poco satisactorio# !$e debe ayudar a los niños a hacer sus
tareas#
@uchas son las interrogantes planteadas* por ello debemos buscar, la
mejor manera de establecer relaciones e'cientes entre la amilia, la
escuela, los proesores y los alumnos.
3.1. RELACIONES HUMANAS ENTRE LA .AMILIA Y LA ESCUELA
,ntes de que busquemos la manera de establecer buenas
relaciones como padres, debemos elegir bien la escuela o colegio
donde estudiaran nuestros hijos, de modo que las buenas relaciones
queden garanti=adas. Por este moti(o trataremos este problema en
primer lugar)
3.1.1.0 7C8MO ELE6IR UN 4UEN COLE6IO9
!Mebo en(iar a mi hijo a un colegio p"blico o pri(ado# !Mebo
colocarlo como interno# !Aómo escoger el colegio para mi hijo#
@uchos padres se hacen estas preguntas al inicio de cada
año escolar. .En eecto es grande la responsabilidad de la elecP
ción de un colegio, no se debe ol(idar que su hijo o hija pasará
de cinco a die= años de su (ida en el colegio. $i se eligiere el
colegio mal organi=ado, con proesores poco conscientes, los
padres se arriesgarán a perjudicar, no solo, la instrucción de sus
hijos, sino también su equilibrio emocional. 5o mismo sucederá si
el ambiente del colegio uera excesi(amente riguroso con
castigos, y por consiguiente estresante y con angustia. 5a
elección entre colegios p"blicos y pri(ados toda(ía es tema muy
discutido.
Oay escuelas pri(adas excelentes y pésimas, lo mismo
ocurre en las escuelas p"blicas, o nacionales como
com"nmente se conocen. 5os padres deben saber, en primer
lugar, cuál es la ormación de los proesores y la orientación
general del establecimiento. 5os mejores centros de educación
son, sin duda alguna, aquellos que poseen una plana docente
con ormación pedagógica, y que a la (e= ha seguido cursos
especiali=ados, han recuentado seminarios y cursos de
pereccionamiento o actuali=ación en pedagogía.
5a buena orientación de un centro educati(o o colegio se
reconoce también en la ormación pedagógica de quien la
dirige y en la existencia de iniciati(as particulares, tales como
asociaciones, club de padres y maestros, que se re"nen
periódicamente. &ambién debemos (er si los programas que lle(an,
están acorde con los plani'cados en la currículo escolar.
Uien, le hemos brindado una serie de requisitos que deben cumplirse
para que usted seleccione el colegio y usted colocará a su niño en el que
usted crea con(eniente, claro teniendo en cuenta los requisitos
anteriormente mencionados y también su economía.
Ina (e= elegido el centro educati(o o colegio donde estudiará su hijo,
sería una imprudencia de su parte en(iar a su hijo sin haber preparado
debidamente su espíritu. Es lo que ahora examinaremos)
3.1.2. 7C8MO PREPARAR A UN NI:O PARA IR A LA ESCUELA9
,quí mencionamos algunas precauciones que se deben tener en
cuenta al en(iar a su hijo a la escuela)
9X @ostrar siempre la escuela como algo agradable donde hay muchos
amigos y donde se aprenderá a leer y escribir.
<X Auando se trata del jardín de inantes y el niño esta muy
ligado a la madre se recomienda que la madre permane=ca
el primer día cerca del aula, o que deje alg"n objeto
-cartera, pañuelo0 para que el niño se con(en=a de que
regresará a recogerlo.
?X $i uese posible, buscar para el niño un amiguito que (i(a
cerca de su casa y que recuente la misma escuela para que
lo acompañe y le muestre las comodidades de la escuela, el
patio, el recreo, etc. En caso contrario es con(eniente que los
mismos padres o la persona encargada de la orientación
introdu=can al niño y traten de ponerlo en ambiente.
Aon(iene recordar que todo medio nue(o origina
descon'an=a y angustia. 5a escuela es un ambiente nue(o y
por este moti(o, los primeros pasos tienen una importancia
(ital y deberán ser especialmente cuidados, tanto por los padres como
por los maestros, pues en caso contrario se corre el riesgo de ocasionar
daños de manera directa o indirecta a las propias relaciones entre la
amilia y la escuela.
3.1.3.0 ERRORES QUE DE4EN E;ITARSE EN LAS RELACIONES ENTRE
PADRES Y PRO.ESORES
In día llega YI,68&T de la escuela todo lloroso y le dice a su mamá)
V@amita, mamita el proesor me castigó y yo no había hecho nada.V 5a madre
acongojada y molesta a la (e= responde) Zmi pobre chiquito[ VEstos
maestros de ahora no tienen ning"n sentido de responsabilidad. @añana
mismo iré a quejarme con el director.
6RA;E ERROR5 criticar al maestro delante de los niños es un (erdadero
crimen, pues además de desprestigiar su autoridad, este le ocasionara
di'cultades a"n mayores para obtener un buen rendimiento en sus
estudios, cuando el niño obtiene malas notas, surge en la mente de muchos
padres la idea de que es una (íctima, para ellos su hijo es un ,$ y los
maestros son culpables. Ina actitud así, es peligrosa y no sir(e en absoluto
para remediar algo que no marcha bien.
Auando se presenta un problema, los padres deberían de (isitar sin
tardan=a al maestro para tratar de arreglar las cosas en colaboración.
5amentablemente, los maestros se quejan de que no llegan a relacionarse con
muchos padres, lo que torna más diícil su tarea.
Existen, por el contrario, ciertos padres que, por excesi(o escr"pulo
o por una exagerada ansiedad llegan todos los días para pedir
noticias del niño, sin que eso sea necesario, los maestros
terminan por escapar de tales padres.
El mejor instrumento para saber como (an las cosas en la
escuela es sin duda el boletín mensual.
3.1. <.0 4OLETÍN O LI4RETA DE NOTAS
Es uno de los canales que permite establecer relaciones entre
padres y maestros. , tra(és de este los padres se enteran de la marcha y
e(olución escolar de su hijo o hija. $i todo es normal no hay necesidad de
(isitar al maestro, si se obser(a una repentina caída en las notas, o incluso
una (ariación en la conducta, se mani'esta la necesidad de una entre(ista
entre los padres y el maestro, pero no necesariamente debemos esperar la
libreta de notas para entre(istarnos con el maestro, podemos hacerlo
también, cada (e= que lo consideremos necesario.
5a causa de disminución del rendimiento escolar reside
generalmente en un error de los padres y no en uno de la escuela. Esto es
lo que sucede cuando los niños son mal guiados en la reali=ación de sus
deberes escolares.
3.1.=.0 LOS DE4ERES ESCOLARES
5o que com"nmente le llamamos tareas* hay padres que hacen las
tareas a sus hijos, en este caso la nota que el niño obtenga pertenecerá a sus
padres más no al niño. ,demás lo gra(e o lo peor del caso es que
acostumbran al niño a no estudiar, ni hacer tareas.
5o correcto, lo bueno, lo ideal es que los padres habit"en a los niños
a estudiar solos* se les debe ayudar, si ellos solicitan ayuda o si obser(amos
que la necesitan, pero que sea lo menos posible, siempre tratando de
hacerles encontrar la solución del problema.
5a presencia de los padres es necesaria en el caso del dictado o cuando
se quiere tomar una lección. Es así como mejor colaboramos con el
trabajo del proesor.
3.1. >.0 LAS ASOCIACIONES DE PADRES Y MAESTROS
En la actualidad en muchos colegios se trata de resol(er
el problema de acercamiento de la amilia y la escuela, y para ello
se han creado las asociaciones de padres y maestros, la escuela
de padres, o por lo menos programan reuniones periódicas en
momentos disponibles.
En esas reuniones padres y maestros discuten no sólo
cuestiones de educación sino también asisten a conerencias o
proyecciones relati(as a la cuestión de saber como se debe
educar e instruir a los niños y sobre el desarrollo psicológico de
los niños de acuerdo a su edad.
&ales iniciati(as son muy bien recibidas por los padres y
constituyen el mejor terreno para una mayor compresión entre
ellos y los maestros.
5a iniciati(a de ormar asociaciones de padres y maestros es un medio,
qui=ás, el más e'ciente para crear una unidad de acción entre la amilia y la
escuela, unidad con la cuál la educación se tornará más e'ciente y más értil
en la ormación humana.
3.2. RELACIONES HUMANAS ENTRE PRO.ESORES Y ALUMNOS
Mesde hace algunos años la enseñan=a atra(iesa una situación que
puede ser considerada probablemente como una transición entre dos maneras
enteramente dierentes y opuestas de enseñar* los métodos tradicionales y los
métodos acti(os.
$eg"n los primeros, el maestro es la 'gura central de enseñan=a, que
consiste sobre todo, en comunicar los conocimientos en manera (erbal* en lo
segundo la 'gura central es el niño y el objeti(o esencial, es que el niño aprenda
en base a sus experiencias.
En otras palabras) mientras la enseñan=a tradicional estaba
esencialmente undamentada en la didáctica, los métodos modernos de
educación encuentran su base en la psicología del niño y del aprendi=aje.
Para que se pueda decir a una persona o educador que es un buen
maestro, no solo basta que tenga una serie de conocimientos sino que también
tenga una personalidad que a(ore=ca el desarrollo y aprendi=aje del niño.
3.2..1.0 LA PERSONALIDAD DEL PRO.ESOR
5a mayoría de los alumnos tienden inconscientemente a imitar a sus
educadores, ya sean estos los padres o los maestros. Este hecho explica y
justi'ca el cuidado particular que se debe tener y dedicar en la elección y
ormación de la plana docente.
Ttra ra=ón que justi'ca este hecho es que los alumnos son
sumamente sensibles al estado emocional de su maestro.
Aorresponde pues al maestro crear un ambiente que
a(ore=ca el rendimiento en clase de sus alumnos, así como
a'rmar la personalidad de estos.
En esta obra enumeramos algunas de las cualidades
indispensables para el ejercicio docente y que a(orecen el
establecimiento de buenas relaciones entre maestros y
alumnos)
- Pr#1/n%# In$er? 5 hacia las personas, especialmente
hacia los niños, adolescentes o adultos de acuerdo al tipo de
alumnado.
- In$er?5 y particularmente, placer en hacer crecer y (er
desarrollarse a seres (i(os por los propios cuidados.
,sí como al jardinero le agrada (er como crecen sus plantas,
el buen maestro sentirá una gran satisacción al comprobar
el progreso de sus alumnos.
- E()'$í'5 o aptitud para ponerse en el lugar de los demás,
comprender e incluso pre(er sus reacciones en situaciones
determinadas. El maestro necesita VsentirV, por decir que
uno de sus alumnos no logra resol(er su ejercicio de
aritmética, por que esta preocupado por alg"n moti(o de
orden personal o amiliar.
,ctualmente los docentes o maestros participan en cursos
donde se reali=an dinámicas de grupos, uno de cuyos
objeti(os es el ejercitamiento de la sensibilidad de los
educadores en sus relaciones humanas y el desarrollo de la
empatía.
- In$e&!gen"!' S/@"!en$e5 para asimilar los
conocimientos de su especialidad, la de las materias
enseñadas y de pedagogía. 6o es necesario ser un
indi(iduo especialmente dotado, más a"n parece que algunos
proesores con una inteligencia muy superior a la de los
alumnos no logren descender al ni(el de ellos, y no se dan a
entender, aunque están con(encidos de que todos los
comprenden.
- 4/en C#n#"!(!en$# %e &' M'$er!'5 que enseñan y sobre
todo es a"n más importante conocer la manera de que los
alumnos lo asimilen. $e puede ser una notabilidad en historia,
pero no obstante mantiene malas relaciones humanas con
los alumnos.
- EA/!&!Br!# E(#"!#n'& 5 esta es, sin duda, la cualidad más
importante, un proesor debe ser una persona tranquila y,
sobre todo, capa= de dominar sus reacciones emocionales
cuando un alumno no comprende algo o mani'esta actitudes
de inestabilidad e indisciplina, es indispensable conser(ar el
control de sí mismo, para pensar en la mejor actitud que se
adoptará y que mejor con(enga. En otras palabras, es
preciso tener paciencia.
,demás de las cualidades que acabamos de describir
depende del maestro maniestar actitudes que pro(oquen en
el alumno el deseo de aprender.
- I()'r"!'&!%'% * e)ír!$/ %e C/$!"!'5 el maestro debe luchar
contra una serie de impulsos que le hacen preerir ciertos
alumnos de otros. Es indispensable que no lo demuestre
mediante actos de proteccionismo, tales como el otorgamiento de
mejores notas a los alumnos preeridos.
3.2.2.0 ACTITUDES MÁS COMUNES DE LOS PRO.ESORES Y
DE LOS ALUMNOS5
Estas actitudes pueden clasi'carse, en general en tres categorías
principales)
a.P L# )r#1e#re !n '"$!$/%e5 a quienes los psicólogos sociales suelen
llamarlos Vlaisse=PaireV porque dan a los alumnos una extrema libertad para
hacer lo que quieran. $e limitan a dar la lección y no se preocupan por la
participación de sus alumnos.
b.P L# )r#1e#re %!"$'%#re 5 que obligan a los alumnos a lograr un rendimiento
máximo por medio del castigo, críticas, reprimendas y de un control riguroso.
cP L# )r#1e#re -&í%ere- # 'n!('%#re 5 que procuran comprender cada alumno
a 'n de que logren el armonioso desarrollo de toda la personalidad.
, continuación presentamos un resumen de las actitudes de estos tres tipos
de proesores y la reacción de los alumnos para cada tipo.
A. DPRO.ESOR LAISER0 .AIRE-
AT6MIA&, ME5 PQTRE$TQ QE,AA8 ME 5T$ ,5I@6T$
P 6o adopta actitudes. P Uajo rendimiento.
P $iempre indeciso. 6o ayuda
al
P Mesorden e indisciplina
alumno a resol(er 8ndecisión.
di'cultades. P Mesprecio por el proesor
P Ma su clase y se (a sin indierente.
del resultado. 6o se
en cuanto al progreso de
alumnos que están bajo
con'an=a.
4. -PRO.ESOR DICTADOR-
AT6MIA&, ME5 PQTRE$TQ QE,AA8 ME5
,5I@6T
Aonsidera a todos los
alumnos
P Esta
actitud cr
autómatas, hechos para sentimiento de
error todo lo que dice P @uchos (i(en
Itili=a los castigos y las P , (eces se
con mucha recuencia. agresi(os y son
P &rata de controlar todos los incidentes
los alumnos. disputas.
P 6o tiene con'an=a en P Auando el
considera incapaces de abandona el
propia (oluntad. alumnos dejan
P Aulti(a en los alumnos y se entregan al
aecti(a utili=ando rases broma
me gusta que act"enV.
alumnos y todo irá bienV.
eso conmigoV. $on los
aecti(os más comunes.
C. DPRO.ESOR LÍDER-
AT6MIA&, ME5
PQTRE$TQ
QE,AA8 ME5 ,5I@6T
P &rata de que los
alumnos enP
P $ienten placer al
participar en cuentren la solución los trabajos de clase.
mismos. P &ratan de estudiar y de
P Trienta los trabajos de por sí mismos a las
se y estimula la siones.
equipos. P El rendimiento es
P Ma aliento al menor P El trabajo continua
de cada alumno. ausencia del proesor.
P Itili=a con preerencia P Mesarrollan su
elogios y las responsabilidad y control
P $us críticas, por su mismos.
son perectamente
das.
5os procedimientos de lidera=go son los que brindan resultados más
producti(os en las relaciones entre el proesor y el alumno, además de
ele(ar la enseñan=a a su más alto grado. @ás adelante tendremos un
tema que se re'ere a todo lo que es lidera=go.
5a atención del que enseña como VanimadorV, se centra totalmente
en los alumnos.
$e ha comprobado actualmente que el (erdadero educador es el que
sabe hablar en el momento oportuno, para orientar un trabajo en curso
o a"n para dar clase, pero también sabe callar para escuchar al alumno o
deja a los alumnos debatir entre sí, un asunto de interés colecti(o.
Para terminar con esta parte muy interesante, de las relaciones
humanas en la escuela, podemos decir que el culti(ar en el alumno el
sentido de la responsabilidad, el hábito de trabajar en grupo, el gusto por
la in(estigación y por la objeti(idad cientí'ca, así como el respeto al
prójimo. 6o puede reali=arse mediante lecciones (erbales o discursos, sino por
el contrario, mediante el ejemplo personal de los educadores y por una acti(a
participación del alumno en los estudios.
Mespués de haber (isto las relaciones humanas en relación a la
amilia y la escuela ahora (eremos en esta parte las relaciones en el
centro laboral.
En un mundo ideal las relaciones humanas se caracteri=an por el
respeto, la comunicación sin obstáculos y la delicade=a en el trato entre
las personas* pero en nuestro mundo real muchas (eces las cosas no son
así.
>uien más, quien menos, nos encontramos con gente que nos pide,
exige, presiona...y nosotros no sabemos decir 6T[ queremos que nos
respeten y sin embargo... el problema esta en que no hemos aprendido a
hacernos respetar.
Mesde niños hemos aprendido a sacri'car nuestra dignidad por la aprobación de
las personas y esto ... nos duele.
&enemos amigos que Vabusan de nuestra noble=aV. &enemos compañeros de
trabajo que no consideran nuestros desprendimientos. &enemos amiliares a los que
siempre estamos Vjalando V en el carro y nunca nos toca sentarnos para que nos lle(en
cómodamente...
Pero esto no es culpa de nadie, más bien es un serio análisis que debemos
hacernos nosotros mismos para así respetar a los demás y hacernos respetar
ante los demás, esto nos ayudará mucho en nuestras relaciones laboraP
les, unido a la moti(ación que tenemos y que nos proporcionan, nos
ayudará a lograr los objeti(os o metas propuestas.
<.1.1. MOTI;ACI8N
5a moti(ación esta íntimamente relacionada con la conducta
humana, es decir el moti(o se mani'esta, se aprende, se expresa o se
origina a partir de una conducta.
Podemos decir que una conducta especí'ca puede ser moti(ada
por necesidades dierentes que se presentan simultáneamente* es por
ello que en primer lugar (amos a de'nir que es la conducta humana.
Para luego iniciar el tema en sí.
C#n%/"$' E/('n'5
,hora si entraremos al tema que nos interesa. Primero
de'niremos)
M#$!+#5
Es un estado interno que da energía, acti(a o mue(e y que dirige
o canali=a la conducta humana.
M#$!+'"!,n5
Aondición que induce hacer algo* y que esta relacionado con las
necesidades que existen en cada indi(iduo.
5as necesidades pueden considerarse como algo en el indi(iduo
que lo obliga a dirigir su conducta hacia el logro de incenti(os u
objeti(os que puedan satisacer sus necesidades.
En el siguiente diagrama mostramos la secuencia de e(entos que orma el proceso
moti(acional)
Disminución de
tensión Satisfacción
de necesidades
Necesidades conducta
dirigida
al
Entonces podemos considerar la moti(ación como el impulso, uer=a, deseo,
necesidad, anhelo, que nos acti(an o mue(en a reali=ar algo para lograr nuestras
metas.
M#$!+# * (#$!+'%#re5
5os moti(os humanos se basan en necesidades que se experimentan
en orma consciente o subconsciente. ,sí por ejemplo tenemos en las
necesidades primarias, el alimentarnos, el abrigarnos, el amarnos* y en las
necesidades secundarias, el reconocimiento, el poder, la seguridad.
5os moti(adores son las cosas que nos inducen a tener una
determinada conducta. ,sí por ejemplo. In mejor salario, un título prestigioso,
el reconocimiento de los demás.
<.1.2. TEORÍA DE MASLOF SO4RE LA MOTI;ACI8N5
Ina teoría de la moti(ación que ha atraído considerable atención
durante los "ltimos años ue elaborada por .,UQ,O,@ @,$5T].
$u teoría ue usada como base para algunas otras teorías de dirección
y organi=ación de la conducta.
@aslo^ a'rmó que los moti(os humanos pueden ser organi=ados en
una jerarquía como la que se muestra a continuación.
Auando han sido satisechos los moti(os biosociales está en libertad
de buscar satisacción de sus necesidades de seguridad* a su (e= cuando
estas necesidades quedan satisechas, puede buscar satisacción de otras
necesidades situadas mas arriba de la pirámide. En la c"spide se encuentra
lo que @aslo^ denomino autorreali=ación, que es el desarrollo más completo
posible del potencial "nico del indi(iduo para la perección y la creati(idad.
P8Q_@8ME ME 6EAE$8M,ME$ $E`a6 @aslo^
Per#...7Q/? "&'e %e )er#n' &&eg'n ' &' '/$#rre'&!G'"!,n9
$eg"n @aslo^ quienes alcan=an la autorrelación son personas que se sienten
seguras y aceptadas y son capaces de amar y ser amados. $u estimación propia es
grande y tienen una 'losoía personal de la (ida, además estas personas
comparten lo que se llama Vexperiencia máximaV. Estas experiencias
inspiran sentimientos de hori=ontes ilimitados que se abren a la
(isión, el sentimiento de ser simultáneamente más poderoso, el
sentimiento de gran éxtasis, mara(illa y temor, la pérdida de lugar en
el tiempo y en el espacio con la con(icción de que algo muy importante
y (alioso ha sucedido, de modo que el sujeto en cierto grado queda
transormado y (igori=ado en su (ida diaria por tales experiencias.
En la persona con posibilidad de autorrelación en el uturo se pueden
obser(ar las sgtes características)
• Precisión en ju=garse a sí mismo y a otros.
• ,ceptación del yo y de otros.
• Espontaneidad.
• In sentimiento de propósito en la (ida.
• 8ndependencia.
• $entimiento de aprecio a la naturale=a, el arte, los niños, etc.
• Espíritu abierto a la experiencia máxima.
AUTOREALIZACIÓN
ESTIMACIÓN (INCLUYENDO RESPETO A
SÍ MISMO Y EXITO
PERTENENCIA Y AMOR
SEGURIDAD (TRANQUILIDAD, ORDEN Y ESTABILIDAD
NECESIDADES FISIOLÓGICAS (Sati!a""i#$ %& 'a()*&, &%, &+,-
• Uuenas relaciones interpersonales.
• ,ctitudes democráticas.
• $entido de la ética y los (alores
• $entido del humor
• Areati(idad
• 6o rebelde ante la autoridad ra=onable.
• b 6o alta de (alor para enrentar la insu'ciencia.
$i nosotros nos e(aluamos y obser(amos que tenemos o
poseemos estas características estamos camino a la
autorreali=ación personal, pero esto no sólo termina ahí, pues
tenemos también que ayudar a que las demás personas se
autorreali=en y si en nuestras manos esta que lo logren pues
apoyémoslos.
5a moti(ación, no sólo se da indi(idualmente si no también a
ni(el colecti(o en instituciones, en empresas, en centros educati(os,
es decir en todo aquel lugar donde Id. esté, donde (i(a o trabaje
siempre debe haber moti(ación, por decir en el hogar los padres
moti(an a sus hijos para que estudien en una escuela los proesores
moti(an a los alumnos para que participen en clase, en un centro de
trabajo los jees moti(an a sus trabajadores para que haya mejor
producción.
En el centro de trabajo se conocen los moti(adores como
incenti(os, es decir un jee incenti(a con un aumento de salario a sus
trabajadores para que estos rindan o produ=can mejor* al producir
mejor el jee se siente moti(ado para incenti(ar a sus empleados es
decir es como un círculo)
5a moti(ación orma parte de las Qelaciones humanas pues para
establecer una relación el moti(o que nos impulsa son el sentirnos
estimados, a'liados y seguros.
<.1.3. TIPOS DE MOTI;ACI8N
5as personas reali=an algo cuando tienen alg"n moti(o, alg"n
interés proundo en reali=ar nue(as cosas o adquirir nue(os hábitos.
Estas ra=ones estas enrai=adas en los deseos y en la necesidad de
cada ser humano. Auando los objeti(os de alcan=ar algo se conunden
con la satisacción de esas necesidades, estamos en presencia de las
mejores condiciones imaginables para la asimilación de nue(os
conocimientos, nue(as experiencias o adquisición de nue(os hábitos.
Aiertas personas (an más lejos en este sistema arti'cial de
moti(ación, creando una competencia entre las personas o
trabajadores, concursos, premios, etc.
5a competencia desarrolla el deseo de trabajar y lo a(orece, sin
duda, pero es, no obstante, perjudicial para el equilibrio emocional del
indi(iduo.
Ma origen a la en(idia o sentimiento de inerioridad, en los que no
obtu(ieron el éxito deseado, y en los que se distinguieron, se desarrolla
la autosu'ciencia o incluso se origina la (anidad y el orgullo.
$in embargo la e(aluación de los resultados de la producción
puede utili=arse como procedimiento de moti(ación, pero de manera
completamente dierente.
Auando una persona logra hacer algo en orma indi(idual
adquiere conocimiento de su progreso personal y construye en la
medida de lo posible su propia VAur(a de producciónV, se obtienen
excelentes resultados sin los incon(enientes de la competencia
pro(ocados por el reconocimiento o aumento de salario o entrega de
premios.
5a persona se compara consigo mismo y no con los otros, es el
deseo de mejorar su propia capacidad lo que inter(iene.
,lgunas experiencias reali=adas en psicología demuestran
justamente que el conocimiento de los resultados personales es
estimulante. Aomo consecuencia de ese conocimiento, la persona
recti'ca, modi'ca o adopta su conducta y su acción de acuerdo con la
realidad. El conocimiento de sí mismo, es sumamente importante en
la adaptación que cada uno de nosotros busca en su propio medio.
Este conocimiento es particularmente .diícil, tenemos en general
una noción completamente deormada de nuestras cualidades y de
nuestros deectos. ,lgunos tienden a exagerar su éxito mientras que
otros por el contrario llegan, a deormar sus propios resultados,
(iéndolos como racasos. Entre unos y otros existen los que tienen
una idea aproximadamente real de sí mismos.
Es probable que las deormaciones que experimentamos en la
percepción de nuestros resultados y que se han comprobado
experimentalmente* tengan origen en nuestra ormación escolar y
amiliar. @uchos errores hubieran podido e(itarse, a este respecto, si
hubiéramos sido adiestrados desde la escuela en e(aluar nuestros
propios resultados.
Aada ser humano posee una serie de objeti(os por alcan=ar a
corto o a largo pla=o, esos objeti(os, pueden situarse en un cierto
Vni(el de aspiraciónV. ,lgunos quieren ser mecánicos, camareras o
mecanógraos* otros congresistas, ministros o presidentes de la
rep"blica.
, medida que aprendemos adquirimos conocimientos de otra
realidad, a parte del ni(el de aspiración) de las limitaciones 'jadas
por el ni(el de nuestras aptitudes.
Auando el ni(el de aspiración es ele(ado con respecto al ni(el
de aptitud, es señal de que queremos ser más de lo que en realidad
podemos.
Aomo (emos, no basta con utili=ar la moti(ación como medio
para obtener mejores resultados, a"n es necesario educar esa
moti(ación en el sentido de ajustar su intensidad y su ni(el a
nuestras (erdaderas posibilidades.
El aumento de la e'cacia en el trabajo, así como nuestra
autoestimación se (eri'can gracias a la comunicación sistemática y
permanente del jee y sus trabajadores de los progresos, de los
errores y de los éxitos de cada persona.
E@"'"!'H E@"!en"!' * e1e"$!+!%'% en e& $r'B'C# &'B#r'&
Para poder desempeñar un trabajo no sólo basta tener
moti(ación para hacerlo sino que también el trabajo reali=ado sea e'ca=
y eecti(o y que nosotros seamos e'cientes. 7eremos ahora pues que
signi'ca, e'cacia, e'ciencia y eecti(idad.
E@"'"!'5
7irtud, acti(idad y poder para obrar. .Es la capacidad de un
indi(iduo para orecer un ser(icio.
5a e'ciencia en el trabajo se considera un componente de calidad
que se expresa hasta que punto un indi(iduo tiene posibilidad de
satisacer la necesidad para la cual es requerido.
@ide hasta que punto la producción o el desempeño ejerce el
eecto deseado con un mínimo de esuer=o, gasto o desperdicio de
recursos.
E@"!en"!'5
Es la acultad para lograr un eecto determinado, es la utili=ación
de los recursos producti(os adecuándolos con la tecnología existente.
7iene a ser también la capacidad para obtener de los recursos su
capacidad máxima a menor costo.
5a e'ciencia en el trabajo implica el uso mínimo de recursos
materiales disponibles, así como el tiempo destinado para determinada
acti(idad para brindar un ser(icio de calidad.
E1e"$!+!%'%5
8mpacto que se obtiene con el cumplimiento de los objeti(os tra=ados
y que (an a deri(ar con con'an=a y competiti(idad.
E'cencia c E'cacia d Efectividad]
<.2. IMPORTANCIA DE LA COMUNICACI8N DENTRO IE LAS RELACIONE
LA4ORALES
En el capítulo anterior hicimos reerencia a lo que comunicación se
re'ere y se dijo que era un proceso dinámico, ahí radica la importancia,
es un medio uni'cador por el cual los miembros de una organi=ación se
agrupan para alcan=ar un objeti(o central.
5a comunicación en un centro laboral permite)
- ,signar.
- En orma clara y precisa las unciones del personal, expresando que se
hace, cómo se hace, con qué se hace y con quién lo hace.
- Propiciar la identi'cación personal, con la institución por medio del
establecimiento de políticas, reglamentos, olletos, etc.
- Proporcionar inormación) inormes, memorándums, o'cios, circulares,
etc.
- Estimular la colaboración y coordinación -creación de
equipos de trabajo, proyectos especiales, etc.0
<.2.1. 4ARRERAS DE COMUNICACI8N
Mentro de esta parte (eremos las Uarreras en la Aomunicación para
poder tener una (isión más objeti(a de porqué a (eces allan las
relaciones humanas entre el personal de un Aentro de &rabajo.
Ina de las principales barreras de la comunicación lo constituyen los
mensajes carentes de ra=onamiento y de'cientemente expresados.
Ttra barrera es la alta de claridad y precisión del mensaje resultado
de un (ocabulario inadecuado, de una pobre elección de palabras, del
empleo de palabras huecas, de jergas, de rases, mal construidas, de una
pobre organi=ación de ideas y de alta de coherencia.
Oablar demasiado rápido o despacio, arullar o no remarcar los
puntos cla(e son otros aspectos que traen como consecuencia al racaso
en la transmisión de ideas.
5os rumores y los chismes son otra barrera, esta comunicación es con
recuencia rápida y está sujeta a una considerable distorsión. 5le(ando
conNictos que a (eces no son solucionados adecuadamente.
<.3. EL SILENCIO EN LOS CON.LICTOS ENTRE LAS PERSONAS
Aon recuencia surgen choques, conNictos y disputas en el seno de los grupos
sociales, entre grupos de trabajo y entre los integrantes de estos equipos, entre
esposos, padres e hijos.
@uchos de estos incidentes podrían e(itarse normalmente si uno de los
elementos que pugna, en lugar de reaccionar con agresi(idad ante una situación
en que se halla oendido, utili=ara el silencio. VAuando uno quiere, dos no peleanV
dice más órnenos un (iejo adagio.
6o corresponder a un acto oensi(o con otro presenta las siguientes (entajas.
./ Permite pensar mejor en las ra=ones que moti(aron la oensa. En general, la
persona que pierde su calma no lo hace por maldad, sino por alta de autodominio,
por atiga, ner(iosidad momentánea, trastornos digesti(os, problemas
amiliares o por cualquier otra causa. `uardar silencio permite, pues ganar
tiempo para tomar una decisión respecto a lo sucedido.
0/ 5a persona que oende a alguien espera, casi siempre, una respuesta en el
mismo tono. Por este moti(o, queda conundido cuando ad(ierte una reacción
silenciosa. Esta reacción pro(oca muy recuentemente el arrepentimiento o las
excusas, ya sea en el mismo momento, o en algunos días después.
6o queremos signi'car que se deba abandonar el uso de la palabra. El lenguaje
hablado tiene su importancia, pero debe utili=arse con mucho cuidado. El silencio es
preerible en muchos casos.
Por otra parte callar no signi'ca debilidad o pas@Pe dad. En las situaciones
señaladas el silencio supone presencia de ánimo, uer=a de (oluntad y actitud (igiP
lante. El silencio del que hablamos es un silencio acti(o pues es (oluntario.
Es preciso poseer cierta uer=a de (oluntad para saber callar, en lugar de
hablar, en tales situaciones, por increíble que pare=ca, callar, es mucho más diícil
que hablar.
Aomo hemos obser(ado en las relaciones humanas en un centro de trabajo es
muy importante la moti(ación y la comunicación, si nosotros no estamos moti(ados
para trabajar pues no trabajamos bien por más esuer=o que se haga y si la
comunicación con nuestros compañeros de trabajo tampoco marcha
bien pues de nada nos sir(e, esor=amos, por ello Id. amigo lector
ponga en práctica, cada uno de los mensajes que Id. pueda obtener de
esta lectura así lograra éxito en su trabajo y en su (ida personal.
,h[ Pero no crea que esto termina aquí seguimos con más temas
de interés para Icl. y en donde tienen mucho que (er las Qelaciones
Oumanas.
<.<. LAS ACTITUDES
Mespués de haber (isto en la parte anterior todo lo reerente a
@oti(ación ahora (eremos un aspecto que tiene mucha relación con
la moti(ación y con las actitudes.
Podemos considerarlo, pues, en el más amplio sentido de la
palabra, como) Presentación Psicológicas que resulta de la inNuencia
de la $ociedad y la cultura sobre el indi(iduo.
En general, son inseparables del contexto social que las produce,
las mantiene y las suscita en circunstancias indi(iduales "nicas.
Me tal orma que las actitudes giran alrededor de cada ser y de
los demás, y suele maniestarse a tra(és de gustos, modales, moral,
gestos, ademanes, mímica, etc.
Entre otras de'niciones de actitud tenemos)
VEs una organi=ación aprendida y relati(amente MIQ,MEQ, de
creencias acerca de un objeto a de una situación, que PQEM8$PT6E a
un indi(iduo a a(or de una respuesta preeridaV
V5a ,ctitud yfo actitudes son M8$PT$8A8T6E$ duraderas ormadas
por la experiencia anteriorV
<.=. ACTITUDESH CULTURA YJO ;ALORES.
5a actitud y los (alores están relacionados, es probable que una
persona adulta tenga miles de creencias, centenas de actitudesV, pero
sólo una docena de (alores.
In sistema de (alores es una Trgani=ación Yerárquica Pun
ordenamiento de rangos de ideales o (alores de acuerdo con su
importancia. Para una persona, la (erdad, la belle=a y la libertad
puedan estar a la cabe=a de la lista y la laboriosidad y la limpie=a al
'nal* para otra persona es posible que el orden se in(ierta.
Es probable que el aprendi=aje de (alores que se obser(a en la
sociali=ación no se dierencie de la adquisición de actitudes, lo que es
más, un Vsistema de (aloresV personal en el sentido de un
ordenamiento de (alores, de hecho está determinado generalmente a
partir de una medida de las actitudes.
<.>. RELACI8N ENTRE ACTITUDES Y ;ALORES.
5a capacidad para conormar la experiencia determina la importancia de
la actitudes y (alores como sistemas que inNuyen sobre la (ida humana.
Qe'riéndose a este eecto dice Q,5PO 586&T6) V5a conducta que no concuerda
con el sistema del indi(iduo pro(oca respuestas de temor, cólera o por lo
menos desaprobación.
,sí, un indi(iduo que ejecuta un acto contrario a uno de sus propios
sistemas de (alor P actitud experimentará una notable perturbación emocional
antes y después de reali=arloV
&anto las actitudes como los (alores, son aprendidos en unción de una
reestructuración del campo psicológico, este proceso es dinámico, en la
medida en que unos y otros están sujetos al cambio producido por la
adquisición de nue(a inormación. $in embargo, las actitudes parecen ser
más propensas a un cambio mani'esto, aunque el (alor undamental
subyacente pueda persistir. El aprendi=aje puede producir, a su (e=, una
reestructuración de éstos.
Ina misma actitud puede tener su origen en (alores distintos, así como,
el mismo (alor puede promo(er actitudes conNicti(as entre sí, y a su (e=,
puede ser estimulada por (alores dierentes, aunque con (ariable intensidad.
El presente trabajo es de mucha importancia por cuanto nos ayuda a
comprender la importancia de las relaciones humanas en la (ida de las
personas, de ello extraemos las siguientes conclusiones)
 5as relaciones humanas se aprenden desde temprana edad.
 ,prendemos a tra(és del modelado, es decir de la orma que (emos
que act"an los demás actuamos también nosotros.
 5os padres son los primeros que deben enseñar a los hijos las
relaciones humanas con mensajes y con su actitud, es decir con el
ejemplo.
 5a ormación y práctica de (alores y (irtudes es indispensable para
tener buenas relaciones humanas.
 El segundo lugar donde nos ormamos en relaciones humanas es el
Aentro educati(o, por lo tanto debe ser seleccionado
adecuadamente para que cubra las expectati(as de los estudiantes
y de los padres de amilia.
 $e debe omentar buenas relaciones humanas entre padres e hijos,
para que tengan satisacción en el hogar. Me igual manera esto
a(orecerá el aprendi=aje no escolari=ado y posteriormente el
escolari=ado.
 Mebe haber también buenas relaciones humanas entre proesores y
padres de amilia para que el alumno aprenda en un ambiente de
cordialidad y la experiencia de aprendi=aje sea signi'cati(a y
agradable, de lo contrario tienen a(ersión a los estudios y recha=an
ir al Aolegio y como consecuencia hay bajo rendimiento.
 Entre proesores y alumnos debe haber buenas relaciones porque
de lo contrario no es posible una acción educati(a adecuada. 5a
personalidad del docente juega una papel importante en las buenas
relaciones entre maestro y alumnos, para que alcancen los
objeti(os educati(os.
 &anto de los padres como de los maestros depende que los alumnos
sean creati(os tomen decisiones, y desarrollen el máximo su
potencial intelectual.
 In maestro democrático es el más adecuado para que los alumnos
coníen en sí mismos y no se sientan incapaces de reali=ar las
tareas por más diíciles que sean
 5as relaciones humanas dentro de la empresa o centro de trabajo es
de (ital importancia, por cuanto promue(e la moti(ación y
satisacción de los trabajadores, quienes (ienen con sus propios
problemas y di'cultades, pero con adecuadas estrategias d
moti(ación.
 5a comunicación (erbal y no (erbal es un elemento importante en
la relaciones humanas de lo contrario surgen malos entendidos
cuando no expresamos libremente nuestros pensamientos, deseos,
sentimientos, pedidos y exigencias tanto en el trabajo, como en la
amilia.
 El aprendi=aje en democracia y en buenas relaciones humanas dura
por toda la (ida y se con(ierte en signi'cati(o
 5lénate de amor tu cora=ón y (i(e en pa= y armonía contigo mismo
y te relacionarás adecuadamente con otras personas.
U8U8T`Q,Rg,
8M,A. Qelaciones humanas para (i(ir y con(i(ir mejor con los
demás. Ahiclayo, 9hhh
P_`86,$ ]EU.
http)ff^^^.cidgallup.comfesfrelachum.shtml QE5,A8T6E$ OI@,6,$
E$$)5JJKKK./'"'.'"."rJ'"$'J1LLLn#+Jr$re&&e.E$( EL CONCEPTO DE AMISTAD EN
É!"# $!"%&#Q'E# ;III 0 IM
5a presente monograía sobre relaciones humanas, es un trabajo
que tiene mucha importancia para los estudiantes y para todas las
personas, ya que nos brinda pautas cómo mantener buenas relaciones
humanas en el medio social en el cual nos encontramos.
El trabajo ha sido reali=ado en cuatro secciones) 5a primera parte
se habla sobre la amistad, ya que es indispensable lasos de amistad
como base para mantener buenas relaciones humanas a pesar de las
di'cultades que tengamos que pasar* en la segunda parte se habla de
las relaciones humanas en la amilia, ya que es la cuna de las buenas
relaciones* la tercera parte trata sobre las relaciones humanas en el
Aolegio, que incluye todos sus estamentos) Padres de amilia, alumnos,
proesores y personal directi(o y administrati(o* 5a cuarta parte se
trata sobre las relaciones humanas en la empresa o centro laboral,
donde se destaca la importancia de la moti(ación y la comunicación
para mantenerlas adecuadamente y ayude a tener satisacción laboral
y como consecuencia mejor rendimiento en dicho trabajo.
Pedimos disculpas por anticipado de los errores que pueda haber
en dicho trabajo, los cuales ser(irán para que en otra oportunidad
tengamos mayor esmero y cuidado por hacer una re(isión exhausti(a
para e(itar los errores.
5as relaciones humanas son la base de la (ida de las personas y la
que abre muchas puertas a las oportunidades y posibilidades de éxito y
triuno en la (ida de las personas, y las que nos ayudan a potenciali=ar
nuestros recursos intelectuales y aecti(os para el bien personal y de la
comunidad en la cual (i(imos.
Í N D I C E
Aarátula
Medicatoria
,gradecimiento
gndice
8ntroducción
CAPÍTULO I
5, ,@8$&,M
9.9. Aoncepto de amistad 44444444444444.......................Pag. i9
9.<. Qelaciones de amistad ............................................................................ Pag. i:
9.?. Por qué la simpatía o antipatía a los demás# ........................................pag. i:
CAPÍTULO II
QE5,A8T6E$ OI@,6,$
<.9. Aoncepto de Qelaciones Oumanas ...................................................................Pag. L
<..<. Qelaciones Oumanas entre padres e hijos .....................................................Pag. L
<.<.9. ,ctitud de los padres y sus inNuencia en la conducta de los niños Pag. h
CAPÍTULO III
Qelaciones humanas en la escuela
?9. Qelaciones humanas entre la amilia y la escuela ..........................................................Pag. 9<
?.<. Qelaciones humanas entre proesores y alumnos 4..44444..4.. Pag. 9j
CAPÍTULO I;
RELACIONES HUMANAS EN EL CENTRO DE TRA4A2O
F.9.9 @oti(ación 5aboral .........................Pag. <?
F.9.<.&eoría de @aslo^ sobre la moti(ación ........pag. <F
F.9.?. &ipos de @oti(ación 4444444.4444444444......Pag. <j
F.<. 8mportancia de la comunicación en las relaciones
laborales 44444444444444444444444444444444444.....Pag.
?i
F.F.9.Uarreras de comunicación...................Pag. ?i
F.?. El silencio en los conNictos entre personas4..Pag. ?9
F.F. 5as actitudes .................................Pag. ?<
F.:. ,ctitudes, cultura yfo (alores .................Pag. ??
CONCLUSIONES ////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////Pa1/ 23
Uibliograía 44444444444444444444444PPP...............Pag. ?:
RELACIONES HUMANAS
. CONCEPTO DE RELACIONES HUMANAS
La *&4a"i,$& '5(a ,$ 5$ ",$65$t, %& &t*at&1ia a t*a78 %& 4a "5a4& 4,1*a(, 95& $5&t*a
",$7i7&$"ia ",$ 4, %&(: &a ati!a"t,*ia ; !&4i<, =a*a &44, 'a; 95& *&=&ta* &4 %&*&"', %& 4, %&(: ; 'a"&*
*&=&ta* $5&t*, %&*&"',/ Et, & ",(=4&(&$ta ",$ 4a =*:"ti"a ",$ta$t& & 7a4,*& ; 7i*t5%& =&*,$a4& ;
,"ia4&/
E4 &* '5(a$, =,* $at5*a4&<a & 5$ &* ,"ia4 ; t,%a $5&t*a 7i%a & 5$a ",$ta$t& *&4a"i#$ ",$ ,t*a
=&*,$a ",$,"i%a ; %&",$,"i%a/ Pa*a 95& 'a;a 5$a a%&"5a%a ",(5$i"a"i#$ &$ &ta *&4a"i,$& &
$&"&a*i, 5$ &95i4i)*i, &$t*& %&)&*& ; %&*&"',/
RELACIONES HUMANAS ENTRE PADRES E HI2OS
Ya a"t5a4(&$t& & =5&%& a!i*(a* 95& 'a; 5$a (a;,* "a$ti%a% %& >=a%*& -
=*,)4&(a> 95& %& >$i?, =*,)4&(a>/
ACTITUDES DE LOS PADRES Y SU INFLUENCIA EN LA CONDUCTA DE LOS
NI@OS
D&"*i)i*&(, a ",$ti$5a"i#$ a415$a a"tit5%& %& =a%*& ; (,t*a*&(,
",(, & ",(=,*ta$ ; *&a""i,$a$ 4, $i?, %& a"5&*%, ",$ &44a/
A. INDIFERENCIA Y RECHAZOA
La $&"&i%a% (: i(=&*i,a &$ 5$ $i?, & 4a t&*$5*a, =*,t&""i#$ ; at&$"i#$/ A5$95&
=a*&<"a i$"*&B)4& 'a; =a%*& 95& & *&'5a$ it&(:ti"a(&$t& a )*i$%a* a415$, %&
&, a4i(&$t, =i",4#1i",, i$%i=&$a)4& =a*a &4 a*(,$i,, %&a**,44, %&4 $i?,/
AB ,"5**& =,* &6&(=4, ",$ 4a &?,*a 95& i&(=*& & i$1&$ia =a*a $, t,(a* a 5
'i6a &$ 5 )*a<, & i$7&$ta (i4& %& &+"5a =a*a $, 'a"&*4,A
E4 *&54ta%, %& &t& ti=, %& a"tit5%& =,* =a*t& %& 4, =a%*&, & 5$ $i?,
1&$&*a4(&$t& a$15tia%, 95& t*ata ",$ a7i%&< %& 44a(a* 4a at&$"i#$ %& 5 =*,=i,
=a%*&, =*,!&,*& , ",(=a?&*,/ S,$ &t&*$, i$ati!&"', ; (5; a (&$5%,
i$&ta)4&, "5a$%, ,$ a%54t, &+i1&$ 5$a &+"&i7a t&*$5*a =,* =a*t& %&4 "#$;51&,
=*,7,"a$%, aB &*i, %&a"5&*%, ",$;51a4&/
F. PADRES SUPERPROTECTORES:
E+it& ta()i8$ 4a a"tit5% ,=5&ta/ Ca; =a%*& 95& &$ 7&< %& =*i7a* a4 $i?,
%& at&$"i#$ ; t&*$5*a 4, (i(a$ ; $, 4, %&6a$ 5$ (,(&$t, &$ =a<A !*a& ",(,
"ten cuidado, te vas a lastimar", "cuidado te vas a caer de la ventana".
"Papa está a tu lado...".
S,$ !*a& 95& 445&7&$ ,)*& 4, =,)*& $i?, 95& $, =5&%&$ %a* 5$ #4, =a, i$ &*
a;5%a%,, ,$ $i?, "*ia%, &$t*& a41,%,$&/
C5a$%, &t, $i?, &$t*a$ &$ ",$ta"t, ",$ ,t*, $i?, %& 5 &%a% ; ,$ t*ata%, %&
i15a4 (a$&*a, "*&a$ 7&*%a%&*, =*,)4&(a, =5& $, 4,1*a$ a%a=ta*&, & t,*$a$ tB(i%, ;
*&t*aB%,, 4a$15i%&"&$ ; !*&"5&$t& &$ &4 "a, %& 4a &"5&4a, $, a=*&$%&$ $a%a/ S& i&$t&$
",(=4&ta(&$t& =&*%i%,, =5& &t:$ (5; 'a)ita%, a 4a =*&&$"ia ; a 4a "a*i"ia %& 4, =a%*&/
G. LA BRUTALIDAD:
E i$"*&B)4& ",(=*,)a* (5"', ,$ 4, $i?, 95& a =,*ta %&4 i14, XXI,
",$i%&*a%, >Ci7i4i<a%, ; %& 1*a$%& a7a$"&>, *&"i)&$ 1,4=& # ),!&ta%a, &t, 5"&%&
&$ t,%, 4, (&%i, ,"ia4&/ Eta !,*(a %& &%5"a"i#$ =*,7,"a$ %, *&a""i,$&
%i!&*&$t&, %& a"5&*%, ",$ &4 t&(=&*a(&$t, %& 4, $i?,A E4 $i?, ",(i&$<a a i(ita* a 4,
=a%*& ; a 1,4=&a* ta()i8$ a 5 a(i1,, a $i?, (&$,*& ; a 5 ",(=a?&*,/
O )i&$ t,(a 4a a"tit5% %& >a$i(a4it, 1,4=&a%,>, "a;&$%, &$ 5$a &+t*&(a ti(i%&<
; &$ ta4 i$'i)i"i#$ 95& 44&1a a t&(&* a "5a495i&* a%54t,, ;a &a a4 =a%*&, a 5$ a(i1, %& 4,
=a%*& # a4 =*,!&,* i &t: &$ 4a &"5&4a/
H. PADRES RÍGIDOS Y AUTORITARIOS:
M5"', =a%*& 95i&*&$, ,)*& t,%,, &* ,)&%&"i%, a4 =i& %& 4a 4&t*a/ P,* ,t*, 4a%, $,
a%(it&$ &**,*&D t,%a !a4ta & i$(&%iata(&$t& "ati1a%a ",$A 5=*&i#$ %& 65&1,, , %& 4a
t&4&7ii#$, %& =a&, , %& a41E$ %54"& !a7,*it,D =&*, "5a$%, &4 $i?, 'a"& 4a ",a )i&$ 4,
=a%*& *B1i%, ; a5t,*ita*i, $, 4& %a$ $i$15$a i(=,*ta$"ia =,* 95& &, 4& =a*&"& $at5*a4D
",(, & i(=,i)4& 95& 4, $i?, 'a1a$ 4a ",a i&(=*& ",(, 4, =a%*& 4a 95i&*&$,
&$t,$"& & ,(&ti%, a *81i(&$ %& "ati1, &15i%,/
L, $i?, 95& ,$ t*ata%, %& &ta (a$&*a & ",$7i&*t&$ *:=i%a(&$t& &$ 7B"ti(a %&
5$ ",(=4&6, %& i$!&*i,*i%a%, !*&$t& a 4, ",(=a?&*, 95&, !&4i<(&$t& ti&$&$ =a%*&
",(=*&$i7,/
E$ &44, ta()i8$ & %&a**,44a 5$ ",(=4&6, %& "54=a)i4i%a%, %& t&(,* %& &*
"ati1a%,D ; 5$a =&*(a$&$t& a"tit5% %& &=&*a %&4 !*a"a,D 4a *&)&4i#$ ",$t*a &4 *81i(&$ &
(a$i!i&ta ,)*& t,%, &$ 4a a%,4&"&$"ia/
I. PADRES DEMOCRÁTICOS:
B*i$%a* t&*$5*a "5a$%, & $&"&a*i,, a4a)a* &4 &!5&*<, ; *&",(=&$a* a4 $i?, "5a$%, & 4,
(&*&"&$ & 4a a"tit5% %& (5"', =a%*& 95& 4,1*a$ 7&* ",(, "*&"&$ 5 'i6, &$ 5$
a()i&$t& %& t&*$5*a, ",(=*&$i#$, "a4(a ; *&=&t, '5(a$,/
La &%5"a"i#$ %a%a =,* &t, =a%*& &ta ,*i&$ta%a a %&a**,44a* &$ &4 $i?, &4 &$ti%, %&
*&=,$a)i4i%a%, ",$!i:$%,4& (5"'a ta*&a &$"i44a ; =*,"5*a$ 95& &4 $i?, 95i&*a 4, 95& &ta
'a"i&$%, ; $, 95& 'a1a 4, 95& 95i&*a, 4, =a%*& %&)&$ ,*i&$ta* a4 $i?, 'a"ia 4a ",$"45i#$
%& t*a)a6,, &a$ ",(&$<a%, , $,, ; !,*(a*4, =a*a 95& a=*&$%a a 5ti4i<a*
a%&"5a%a(&$t& 5 4i)&*ta%, &t& ti=, %& &%5"a"i#$ & &4 *&54ta%, %&4 &95i4i)*i,
&$t*& 4a t,4&*a$"ia, 4a ",(=*&$i#$ ; 4a !i*(&<a/
La 4i)&*ta% 5$i%a a4 *&=&"t, a4 =*#6i(, %&)& ",(&$<a* a "54ti7a*& &$ 4a
*&4a"i,$& '5(a$a &$t*& =a%*& & 'i6,, & %&"i* &$ 4a =*,=ia "8454a !a(i4ia*, i
95&*&(, 4,1*a* 5$a $a"i#$ ",$ 7&*%a%&*a %&(,"*a"ia ; ",$ ',()*&
%i=5&t, a 45"'a* ; a &$!*&$ta*& a "5a495i&* a%7&*i%a%/
RELACIONES HUMANAS EN LA ESCUELA
FC#(, t*ata* a 4, =*,!&,*&G FC#(, %&)&$ t*ata* &t, a 4, =a%*& ; a 4,
a45($,G FQ58 & %&)& 'a"&* a$t& 5$ ),4&tB$ , 4i)*&ta %& $,ta =,", ati!a"t,*i,G FS&
%&)& a;5%a* a 4, $i?, a 'a"&* 5 ta*&aG
D&)&(, )5"a*, 4a (&6,* (a$&*a %& &ta)4&"&* *&4a"i,$& &!i"i&$t& &$t*& 4a !a(i4ia, 4a
&"5&4a, 4, =*,!&,*& ; 4, a45($,/
¿CÓMO PREPARAR A UN NIÑO PARA IR A LA ESCUELA?
A95B (&$"i,$a(, a415$a =*&"a5"i,$& 95& & %&)&$ t&$&* &$ "5&$ta a4 &$7ia* a 5
'i6, a 4a &"5&4aA
.H M,t*a* i&(=*& 4a &"5&4a ",(, a41, a1*a%a)4& %,$%& 'a; (5"', a(i1, ; %,$%& &
a=*&$%&*: a 4&&* ; &"*i)i*/
0H C5a$%, & t*ata %&4 6a*%B$ %& i$!a$t& ; &4 $i?, &ta (5; 4i1a%, a 4a (a%*& &
*&",(i&$%a 95& 4a (a%*& =&*(a$&<"a &4 =*i(&* %Ba "&*"a %&4 a54a, , 95&
%&6& a41E$ ,)6&t, ("a*t&*a, =a?5&4,- =a*a 95& &4 $i?, & ",$7&$<a %& 95&
*&1*&a*: a *&",1&*4,/
2H Si !5&& =,i)4&, )5"a* =a*a &4 $i?, 5$ a(i15it, 95& 7i7a "&*"a %& 5 "aa ;
95& !*&"5&$t& 4a (i(a &"5&4a =a*a 95& 4, a",(=a?& ; 4& (5&t*& 4a
",(,%i%a%& %& 4a &"5&4a, &4 =ati,, &4 *&"*&,, &t"/ E$ "a, ",$t*a*i, &
",$7&$i&$t& 95& 4, (i(, =a%*& , 4a =&*,$a &$"a*1a%a %& 4a ,*i&$ta"i#$
i$t*,%5<"a$ a4 $i?, ; t*at&$ %& =,$&*4, &$ a()i&$t&/
C,$7i&$& *&",*%a* 95& t,%, (&%i, $5&7, ,*i1i$a %&",$!ia$<a ;
a$15tia/ La &"5&4a & 5$ a()i&$t& $5&7, ; =,* &t& (,ti7,, 4, =*i(&*,
=a, ti&$&$ 5$a i(=,*ta$"ia 7ita4 ; %&)&*:$ &* &=&"ia4(&$t& "5i%a%,, ta$t, =,* 4,
=a%*& ",(, =,* 4, (a&t*,, =5& &$ "a, ",$t*a*i, & ",**& &4 *i&1, %& ,"ai,$a* %a?, %&
(a$&*a %i*&"ta , i$%i*&"ta a 4a =*,=ia *&4a"i,$& &$t*& 4a !a(i4ia ; 4a &"5&4a/
3.1.3. ERRORES !UE DEBEN E"ITARSE EN LAS RELACIONES ENTRE PADRES Y
PROFESORES
U$ %Ba 44&1a IUANITO %& 4a &"5&4a t,%, 44,*,, ; 4& %i"& a 5 (a(:A
>Ma(ita, (a(ita &4 =*,!&,* (& "ati1# ; ;, $, 'a)Ba '&"', $a%a/> La (a%*& a",$1,6a%a ;
(,4&ta a 4a 7&< *&=,$%&A J(i =,)*& "'i95it,K >Et, (a&t*, %& a',*a $, ti&$&$ $i$1E$
&$ti%, %& *&=,$a)i4i%a%/ Ma?a$a (i(, i*8 a 95&6a*(& ",$ &4 %i*&"t,*/
GRA"E ERROR: "*iti"a* a4 (a&t*, %&4a$t& %& 4, $i?, & 5$ 7&*%a%&*, "*i(&$, =5& a%&(: %&
%&=*&ti1ia* 5 a5t,*i%a%, &t& 4& ,"ai,$a*a %i!i"54ta%& aE$ (a;,*& =a*a ,)t&$&* 5$
)5&$ *&$%i(i&$t, &$ 5 &t5%i,, "5a$%, &4 $i?, ,)ti&$& (a4a $,ta, 5*1& &$ 4a (&$t& %&
(5"', =a%*& 4a i%&a %& 95& & 5$a 7B"ti(a, =a*a &44, 5 'i6, & 5$ AS ; 4, (a&t*, ,$
"54=a)4&/ U$a a"tit5% aB, & =&4i1*,a ; $, i*7& &$ a),45t, =a*a *&(&%ia* a41, 95& $,
(a*"'a )i&$/
C5a$%, & =*&&$ta 5$ =*,)4&(a, 4, =a%*& %&)&*Ba$ %& 7iita* i$ ta*%a$<a a4 (a&t*, =a*a
t*ata* %& a**&14a* 4a ",a &$ ",4a),*a"i#$/ La(&$ta)4&(&$t&, 4, (a&t*, & 95&6a$ %& 95& $, 44&1a$ a
*&4a"i,$a*& ",$ (5"', =a%*&, 4, 95& t,*$a (: %i!B"i4 5 ta*&a/
3.#. RELACIONES HUMANAS ENTRE PROFESORES Y ALUMNOS
Pa*a 95& & =5&%a %&"i* a 5$a =&*,$a , &%5"a%,* 95& & 5$ )5&$ (a&t*,, $, ,4, )ata 95&
t&$1a 5$a &*i& %& ",$,"i(i&$t, i$, 95& ta()i8$ t&$1a 5$a =&*,$a4i%a% 95& !a7,*&<"a &4
%&a**,44, ; a=*&$%i<a6& %&4 $i?,/
ACTITUDES MÁS COMUNES DE LOS PROFESORES Y DE LOS ALUMNOS:
Eta a"tit5%& =5&%&$ "4ai!i"a*&, &$ 1&$&*a4 &$ t*& "at&1,*Ba =*i$"i=a4&A
a/- L$% &'$()%$')% %*+ ,-.*./0)%: a 95i&$& 4, =i"#4,1, ,"ia4& 5&4&$ 44a(a*4, >4ai&<-!ai*&>
=,*95& %a$ a 4, a45($, 5$a &+t*&(a 4i)&*ta% =a*a 'a"&* 4, 95& 95i&*a$/ S& 4i(ita$ a %a* 4a 4&""i#$ ;
$, & =*&,"5=a$ =,* 4a =a*ti"i=a"i#$ %& 5 a45($,/
)/- L$% &'$()%$')% 0*-.,0$')% : 95& ,)4i1a$ a 4, a45($, a 4,1*a* 5$ *&$%i(i&$t, (:+i(, =,* (&%i, %&4
"ati1,, "*Bti"a, *&=*i(&$%a ; %& 5$ ",$t*,4 *i15*,,/
"- L$% &'$()%$')% 1230)')%1 $ ,+*4,0$')% : 95& =*,"5*a$ ",(=*&$%&* "a%a a45($, a !i$ %& 95& 4,1*&$ &4
a*(,$i,, %&a**,44, %& t,%a 4a =&*,$a4i%a%/
A ",$ti$5a"i#$ =*&&$ta(, 5$ *&5(&$ %& 4a a"tit5%& %& &t, t*& ti=, %& =*,!&,*& ; 4a
*&a""i#$ %& 4, a45($, =a*a "a%a ti=,/
B. PROFESOR LAISER FAIRE1
CONDUCTA DEL PROFESOR REACCIÓN DE LOS ALUMNOS
- N, a%,=ta a"tit5%&/ - Ba6, *&$%i(i&$t,/
- Si&(=*& i$%&"i,/ N, a;5%a a4 - D&,*%&$ & i$%i"i=4i$a
a45($, a *&,47&* 5 I$%&"ii#$/
%i!i"54ta%&/ - D&=*&"i, =,* &4 =*,!&,*
- Da 5 "4a& ; & 7a i$ ,"5=a*& i$%i!&*&$t&/
%&4 *&54ta%,/ N, & =*,$5$"ia
&$ "5a$t, a4 =*,1*&, %& 4,
a45($, 95& &t:$ )a6, 5
",$!ia$<a/
B. 1PROFESOR DICTADOR1
CONDUCTA DEL PROFESOR REACCIÓN DEL
ALUMNO
C,$i%&*a a t,%, 4,
a45($,
- Eta a"tit5%
"*
a5t#(ata, '&"', =a*a &$ti(i&$t, %&
&**,* t,%, 4, 95& %i"& - M5"', 7i7&$
Uti4i<a 4, "ati1, ; 4a - A 7&"& &
",$ (5"'a !*&"5&$"ia/ a1*&i7, ; ,$
- T*ata %& ",$t*,4a* t,%, 4, 4, i$"i%&$t& ;
4, a45($,/ %i=5ta/
- N, ti&$& ",$!ia$<a &$ &44, - C5a$%, &4
",$i%&*a i$"a=a"& %& a"t5a* a)a$%,$a &4 a54a
=*,=ia 7,45$ta%/ a45($, %&6a$ &4
- C54ti7a &$ 4, a45($, ; & &$t*&1a$ a4
a!&"ti7a 5ti4i<a$%, !*a& ",(,A )*,(a
(& 15ta 95& a"tE&$>/ >S&a$
a45($, ; t,%, i*: )i&$>/ >N,
&, ",$(i1,>/ S,$ 4,
a!&"ti7, (: ",(5$&/
C. 5PROFESOR LÍDER1
CONDUCTA DEL PROFESOR REACCIÓN DEL ALUMNO
- T*ata %& 95& 4, a45($, &$- - Si&$t&$ =4a"&* a4 =a*ti"i=a* &$
"5&$t*&$ 4a ,45"i#$ =,* B 4, t*a)a6, %& "4a&/
(i(,/ - T*ata$ %& &t5%ia* ; %& 44&1a*
- O*i&$ta 4, t*a)a6, %& 4a "4a- =,* B (i(, a 4a ",$"45-
& ; &ti(54a 4a "*&a"i#$ %& i,$&/
&95i=,/ - E4 *&$%i(i&$t, & (:+i(,/
- Da a4i&$t, a4 (&$,* &!5&*<, - E4 t*a)a6, ",$ti$5a %5*a$t& a4
%& "a%a a45($,/ a5&$"ia %&4 =*,!&,*/
- Uti4i<a ",$ =*&!&*&$"ia 4, - D&a**,44a$ 5 &$ti%, %&
&4,1i, ; 4a *&",(=&$a/ *&=,$a)i4i%a% ; ",$t*,4 %& B
- S5 "*Bti"a, =,* 5 B$%,4& (i(,/
,$ =&*!&"ta(&$t& a"&=ta%a
L, =*,"&%i(i&$t, %& 4i%&*a<1, ,$ 4, 95& )*i$%a$ *&54ta%, (: =*,%5"ti7, &$
4a *&4a"i,$& &$t*& &4 =*,!&,* ; &4 a45($,, a%&(: %& &4&7a* 4a &$&?a$<a a 5 (: a4t,
1*a%,/ M: a%&4a$t& t&$%*&(, 5$ t&(a 95& & *&!i&*& a t,%, 4, 95& & 4i%&*a<1,/
La at&$"i#$ %&4 95& &$&?a ",(, >a$i(a%,*>, & "&$t*a t,ta4(&$t& &$ 4, a45($,/
S& 'a ",(=*,)a%, a"t5a4(&$t& 95& &4 7&*%a%&*, &%5"a%,* & &4 95& a)& 'a)4a* &$ &4
(,(&$t, ,=,*t5$,, =a*a ,*i&$ta* 5$ t*a)a6, &$ "5*, , aE$ =a*a %a* "4a&, =&*, ta()i8$
a)& "a44a* =a*a &"5"'a* a4 a45($, , %&6a a 4, a45($, %&)ati* &$t*& B, 5$ a5$t, %& i$t&*8
",4&"ti7,/
La *&4a"i,$& '5(a$a &$ 4a &"5&4a, =,%&(, %&"i* 95& &4 "54ti7a* &$ &4 a45($, &4 &$ti%,
%& 4a *&=,$a)i4i%a%, &4 ':)it, %& t*a)a6a* &$ 1*5=,, &4 15t, =,* 4a i$7&ti1a"i#$ ; =,* 4a
,)6&ti7i%a% "i&$tB!i"a, aB ",(, &4 *&=&t, a4 =*#6i(,/ N, =5&%& *&a4i<a*& (&%ia$t& 4&""i,$&
7&*)a4& , %i"5*,, i$, =,* &4 ",$t*a*i,, (&%ia$t& &4 &6&(=4, =&*,$a4 %& 4, &%5"a%,*& ; =,* 5$a a"ti7a
=a*ti"i=a"i#$ %&4 a45($, &$ 4, &t5%i,/
RELACIONES CUMANAS EN EL CENTRO LABORAL
E$ 5$ (5$%, i%&a4 4a *&4a"i,$& '5(a$a & "a*a"t&*i<a$ =,* &4 *&=&t,, 4a
",(5$i"a"i#$ i$ ,)t:"54, ; 4a %&4i"a%&<a &$ &4 t*at, &$t*& 4a =&*,$aD =&*, &$ $5&t*,
(5$%, *&a4 (5"'a 7&"& 4a ",a $, ,$ aB/
Q5i&$ (:, 95i&$ (&$,, $, &$",$t*a(, ",$ 1&$t& 95& $, =i%&, &+i1&, =*&i,$a///;
$,,t*, $, a)&(, %&"i* NOK 95&*&(, 95& $, *&=&t&$ ; i$ &()a*1,/// &4 =*,)4&(a &ta
&$ 95& $, '&(, a=*&$%i%, a 'a"&*$, *&=&ta*/
D&%& $i?, '&(, a=*&$%i%, a a"*i!i"a* $5&t*a %i1$i%a% =,* 4a a=*,)a"i#$ %& 4a =&*,$a ; &t, ///
$, %5&4&/
T&$&(, a(i1, 95& >a)5a$ %& $5&t*a $,)4&<a>/ T&$&(, ",(=a?&*, %& t*a)a6, 95& $, ",$i%&*a$
$5&t*, %&=*&$%i(i&$t,/ T&$&(, !a(i4ia*& a 4, 95& i&(=*& &ta(, >6a4a$%, > &$ &4 "a**, ; $5$"a $,
t,"a &$ta*$, =a*a 95& $, 44&7&$ "#(,%a(&$t&///
P&*, &t, $, & "54=a %& $a%i&, (: )i&$ & 5$ &*i, a$:4ii 95& %&)&(, 'a"&*$, $,,t*, (i(,
=a*a aB *&=&ta* a 4, %&(: ; 'a"&*$, *&=&ta* a$t& 4, %&(:, &t, $, a;5%a*: (5"', &$
$5&t*a *&4a"i,$& 4a),*a4&, 5$i%, a 4a (,ti7a"i#$ 95& t&$&(, ; 95& $, =*,=,*"i,$a$, $,
a;5%a*: a 4,1*a* 4, ,)6&ti7, , (&ta =*,=5&ta/
6.1.1. MOTI"ACIÓN
La (,ti7a"i#$ &ta B$ti(a(&$t& *&4a"i,$a%a ",$ 4a ",$%5"ta '5(a$a, & %&"i* &4
(,ti7, & (a$i!i&ta, & a=*&$%&, & &+=*&a , & ,*i1i$a a =a*ti* %& 5$a ",$%5"ta/
P,%&(, %&"i* 95& 5$a ",$%5"ta &=&"B!i"a =5&%& &* (,ti7a%a =,* $&"&i%a%&
%i!&*&$t& 95& & =*&&$ta$ i(54t:$&a(&$t&D & =,* &44, 95& &$ =*i(&* 451a* 7a(, a
%&!i$i* 95& & 4a ",$%5"ta '5(a$a/ Pa*a 45&1, i$i"ia* &4 t&(a &$ B/
M$.*7$:
E 5$ &ta%, i$t&*$, 95& %a &$&*1Ba, a"ti7a , (5&7& ; 95& %i*i1& , "a$a4i<a 4a
",$%5"ta '5(a$a/
M$.*7,-*8+:
C,$%i"i#$ 95& i$%5"& 'a"&* a41,D ; 95& &ta *&4a"i,$a%, ",$ 4a $&"&i%a%& 95&
&+it&$ &$ "a%a i$%i7i%5,/
La $&"&i%a%& =5&%&$ ",$i%&*a*& ",(, a41, &$ &4 i$%i7i%5, 95& 4, ,)4i1a a
%i*i1i* 5 ",$%5"ta 'a"ia &4 4,1*, %& i$"&$ti7, 5 ,)6&ti7, 95& =5&%a$ ati!a"&* 5
$&"&i%a%&/
6.1.#. TEORÍA DE MASLO9 SOBRE LA MOTI"ACIÓN:
PIRLMIDE DE NECESIDADES SEGMN Ma4,N
AUTOREALIZACIÓN
ESTIMACIÓN (INCLUYENDO RESPETO A
SÍ MISMO Y EXITO
S&1E$ Ma4,N 95i&$& a4"a$<a$ 4a a5t,**&4a"i#$ ,$ =&*,$a 95& & i&$t&$ &15*a ; a"&=ta%a
; ,$ "a=a"& %& a(a* ; &* a(a%,/ S5 &ti(a"i#$ =*,=ia & 1*a$%& ; ti&$&$ 5$a !i4,,!Ba =&*,$a4 %& 4a
7i%a, a%&(: &ta =&*,$a ",(=a*t&$ 4, 95& & 44a(a >&+=&*i&$"ia (:+i(a>/ Eta
&+=&*i&$"ia i$=i*a$ &$ti(i&$t, %& ',*i<,$t& i4i(ita%, 95& & a)*&$ a 4a 7ii#$, &4
&$ti(i&$t, %& &* i(54t:$&a(&$t& (: =,%&*,,, &4 &$ti(i&$t, %& 1*a$ 8+tai,
(a*a7i44a ; t&(,*, 4a =8*%i%a %& 451a* &$ &4 ti&(=, ; &$ &4 &=a"i, ",$ 4a ",$7i""i#$ %& 95&
a41, (5; i(=,*ta$t& ; 7a4i,, 'a 5"&%i%,, %& (,%, 95& &4 56&t, &$ "i&*t, 1*a%, 95&%a
t*a$!,*(a%, ; 7i1,*i<a%, &$ 5 7i%a %ia*ia =,* ta4& &+=&*i&$"ia/
E$ 4a =&*,$a ",$ =,i)i4i%a% %& a5t,**&4a"i#$ &$ &4 !5t5*, & =5&%&$ ,)&*7a* 4a 1t&
"a*a"t&*Bti"aA
• P*&"ii#$ &$ 65<1a*& a B (i(, ; a ,t*,/
• A"&=ta"i#$ %&4 ;, ; %& ,t*,/
• E=,$ta$&i%a%/
• U$ &$ti(i&$t, %& =*,=#it, &$ 4a 7i%a/
• I$%&=&$%&$"ia/
• S&$ti(i&$t, %& a=*&"i, a 4a $at5*a4&<a, &4 a*t&, 4, $i?,, &t"/
• E=B*it5 a)i&*t, a 4a &+=&*i&$"ia (:+i(a/
• B5&$a *&4a"i,$& i$t&*=&*,$a4&/
• A"tit5%& %&(,"*:ti"a/
• S&$ti%, %& 4a 8ti"a ; 4, 7a4,*&
• S&$ti%, %&4 '5(,*
• C*&ati7i%a%
• N, *&)&4%& a$t& 4a a5t,*i%a% *a<,$a)4&/
• • N, !a4ta %& 7a4,* =a*a &$!*&$ta* 4a i$5!i"i&$"ia/
Si $,,t*, $, &7a45a(, ; ,)&*7a(, 95& t&$&(, , =,&&(, &ta
"a*a"t&*Bti"a &ta(, "a(i$, a 4a a5t,**&a4i<a"i#$ =&*,$a4, =&*, &t, $, #4,
t&*(i$a a'B, =5& t&$&(, ta()i8$ 95& a;5%a* a 95& 4a %&(: =&*,$a &
a5t,**&a4i<&$ ; i &$ $5&t*a (a$, &ta 95& 4, 4,1*&$ =5& a=,;8(,4,/
PERTENENCIA Y AMOR
SEGURIDAD (TRANQUILIDAD, ORDEN Y ESTABILIDAD
NECESIDADES FISIOLÓGICAS (Sati!a""i#$ %& 'a()*&, &%, &+,-
La (,ti7a"i#$, $, #4, & %a i$%i7i%5a4(&$t& i $, ta()i8$ a $i7&4 ",4&"ti7, &$
i$tit5"i,$&, &$ &(=*&a, &$ "&$t*, &%5"ati7,, & %&"i* &$ t,%, a95&4 451a* %,$%&
U%/ &t8, %,$%& 7i7a , t*a)a6& i&(=*& %&)& 'a)&* (,ti7a"i#$, =,* %&"i* &$ &4 ',1a* 4,
=a%*& (,ti7a$ a 5 'i6, =a*a 95& &t5%i&$ &$ 5$a &"5&4a 4, =*,!&,*& (,ti7a$ a
4, a45($, =a*a 95& =a*ti"i=&$ &$ "4a&, &$ 5$ "&$t*, %& t*a)a6, 4, 6&!& (,ti7a$ a
5 t*a)a6a%,*& =a*a 95& 'a;a (&6,* =*,%5""i#$/ E$ &4 "&$t*, %& t*a)a6, & ",$,"&$ 4,
(,ti7a%,*& ",(, i$"&$ti7,, & %&"i* 5$ 6&!& i$"&$ti7a ",$ 5$ a5(&$t, %& a4a*i, a 5
t*a)a6a%,*& =a*a 95& &t, *i$%a$ , =*,%5<"a$ (&6,*D a4 =*,%5"i* (&6,* &4 6&!& & i&$t&
(,ti7a%, =a*a i$"&$ti7a* a 5 &(=4&a%, & %&"i* & ",(, 5$ "B*"54,A
La (,ti7a"i#$ !,*(a =a*t& %& 4a R&4a"i,$& '5(a$a =5& =a*a &ta)4&"&* 5$a
*&4a"i#$ &4 (,ti7, 95& $, i(=54a ,$ &4 &$ti*$, &ti(a%,, a!i4ia%, ; &15*,/