Úlceras bucalesShare on facebookShare on twitterFavorito/CompartirVersión para imprimir

Hay diferentes tipos de úlceras bucales y pueden aparecer en cualquier parte dentro de la
boca como:

El fondo de la boca
La parte interna de los carrillos
Las encías
Los labios
La lengua
Causas
Las úlceras bucales pueden ser causadas por irritación a raíz de:

Un diente quebrado o afilado o prótesis dentales mal ajustadas
Morderse el carrillo, la lengua o los labios
Quemarse la boca con alimentos o bebidas calientes
Usar frenillos
Masticar tabaco
El herpes labial es causado por el virus del herpes simple y es muy contagioso. Usted por lo
regular experimentará sensibilidad, hormigueo o ardor antes de que aparezca la úlcera en
realidad. El herpes labial por lo regular comienza como ampollas y luego forma costra. El virus
del herpes puede vivir en el cuerpo por años y sólo aparece como una úlcera bucal cuando
algo lo activa, como:

Otra enfermedad, especialmente si hay fiebre
Cambios hormonales (como la menstruación)
Estrés
Exposición al sol
Las aftas orales no son contagiosas y pueden aparecer como una úlcera pálida o amarillenta
con un anillo externo rojizo. Usted puede tener una o grupos de estas lesiones. Las mujeres
parecen contraerlas más que los hombres. La causa de las aftas orales no está clara. Pueden
deberse a:

Una debilidad del sistema inmunitario (por ejemplo, por gripe o resfriado)
Cambios hormonales
Estrés
Falta de ciertas vitaminas y minerales en la alimentación, como vitamina B12 o folato.
Con menos frecuencia, las úlceras bucales pueden ser un signo de una enfermedad, un tumor
o una reacción a algún medicamento. Esto puede abarcar:

Trastornos autoinmunitarios (por ejemplo, el lupus eritematoso sistémico).
Trastornos hemorrágicos.
Cáncer de la boca.
Infecciones como el exantema vírico de manos, pies y boca.
Sistema inmunitario debilitado: por ejemplo, si usted tiene SIDA o está tomando
medicamentos después de un transplante.
Los medicamentos que pueden causar úlceras bucales abarcan ácido acetilsalicílico (aspirin),
betabloqueadores, fármacos para quimioterapia, penicilamina, fenitoína y sulfamidas.

Cuidados en el hogar
Las úlceras bucales a menudo desaparecen en 10 a 14 días, incluso si usted no hace nada.
Algunas veces, duran hasta 6 semanas. Las siguientes medidas pueden hacer que usted se
sienta mejor:

Evitar los alimentos o bebidas calientes, las comidas saladas o condimentadas y los cítricos.
Hacer gárgaras con agua fría o con sal.
Chupar paletas de helado, lo cual es de gran ayuda si tiene ardor en la boca.
Tomar analgésicos como el paracetamol.
Para las aftas orales:

Aplicar una pasta delgada de bicarbonato de sodio y agua en la úlcera.
Mezclar 1 parte de peróxido de hidrógeno (agua oxigenada) con 1 parte de agua y aplicar esta
mezcla en las lesiones utilizando un hisopo de algodón.
Para casos más serios, los tratamientos abarcan la fluocinonida en gel (Lidex), la pasta
antinflamatoria amlexanox (Aphthasol) o el enjuague bucal de gluconato de clorhexidina
(Peridex).
Los medicamentos que no necesitan receta, como Orabase, pueden proteger una úlcera que
se encuentre por dentro de los labios y en las encías. Los medicamentos como el Blistex o
Campho-Phenique pueden brindar algo de alivio a las úlceras bucales y el herpes febril, en
especial si se aplican cuando la úlcera aparece inicialmente.

El aciclovir en crema al 5% también se puede utilizar para ayudar a reducir la duración del
herpes labial.

Para ayudar con el herpes labial o el herpes febril, también se puede aplicar hielo a la úlcera.

Cuándo contactar a un profesional médico
Llame al médico si:

La úlcera empieza poco después de comenzar un nuevo medicamento
Presenta parches blancos grandes en el paladar o la lengua (puede ser candidiasis u otro tipo
de infección)
La úlcera bucal persiste por más de 2 semanas
Usted tiene un sistema inmunitario debilitado (por ejemplo, por VIH o cáncer)
Tiene otros síntomas como fiebre, erupciones en la piel, babeo o dificultad para deglutir
Lo que se puede esperar en el consultorio médico
El médico o el personal de enfermería lo examinarán y revisarán minuciosamente la boca y la
lengua. Se le harán preguntas acerca de la historia clínica y los síntomas:

El tratamiento puede abarcar:

Un medicamento que insensibilice el área como lidocaína para aliviar el dolor (no lo utilice con
los niños).
Un antiviral para tratar las lesiones por herpes (sin embargo, algunos expertos no piensan que
el medicamento haga desaparecer las úlceras antes).
Un gel de esteroides aplicado sobre la úlcera.
Una pasta que reduce la hinchazón o inflamación (como Aphthasol).
Un tipo especial de enjuague bucal como gluconato de clorhexidina (como Peridex).
Prevención
Usted puede reducir la probabilidad de desarrollar úlceras bucales comunes:

Evitando alimentos y bebidas muy calientes
Disminuyendo el estrés y practicando técnicas de relajación como yoga o meditación
Masticando lentamente
Utilizando un cepillo de dientes de cerdas suaves
Visitando al odontólogo inmediatamente en caso de tener un diente afilado o roto o prótesis
que no ajustan bien
Si usted parece desarrollar aftas orales con frecuencia, hable con el médico respecto a tomar
ácido fólico y vitamina B12 para prevenir los brotes.

Para prevenir el cáncer de la boca:

No fume ni consuma tabaco.
Limite el consumo de alcohol a dos tragos por día.
Use un sombrero de ala ancha para proteger los labios del sol y use todo el tiempo un bálsamo
para labios con un factor de protección solar de 15.
Nombres alternativos
Estomatitis aftosa; Herpes simple; Herpes labial (calenturas)

Referencias
Daniels TE. Diseases of the mouth and salivary glands. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Cecil
Medicine. 24th ed. Philadelphia, Pa: Saunders Elsevier; 2011:chap 433.