Nombre

:
STEPHANIE SIVILA
ANDRADE
C.I.: 6595766 Pt.
Paralelo: 8° “B”



















TRANSFORMADOR DE ALTA TENSION

1.- Transformador
Se denomina transformador o trafo (abreviatura), a un dispositivo eléctrico que permite aumentar
o disminuir la tensión en un circuito eléctrico de corriente
alterna, manteniendo la frecuencia. La potencia que ingresa
al equipo, en el caso de un transformador ideal (esto es, sin
pérdidas), es igual a la que se obtiene a la salida. Las
máquinas reales presentan un pequeño porcentaje de
pérdidas, dependiendo de su diseño, tamaño, etc.
El transformador es un dispositivo que convierte la energía
eléctrica alterna de un cierto nivel de tensión, en energía
alterna de otro nivel de tensión, por medio de interacción electromagnética. Está constituido por
dos o más bobinas de material conductor, aisladas entre sí eléctricamente y por lo general
enrolladas alrededor de un mismo núcleo de material ferromagnético
2.- Alta Tensión
Las líneas de alta tensión son las de mayor tensión en un Sistema Eléctrico, las de mayor longitud y
las que manipulan los mayores bloques de potencia. Enlazan entre sí las diferentes regiones del
país. Su función es intercambiar energía entre las regiones que unen, por lo que la transferencia
de potencia puede ser en ambos sentidos.
Para transportar la energía eléctrica a grandes distancias, minimizando las pérdidas y maximizando
la potencia transportada, es necesario elevar la tensión de transporte. La tensión en los circuitos
de transmisión puede extenderse desde 69 kV hasta 750 kV.
Un aumento de tensión significa una disminución de la intensidad que circula por la línea, para
transportar la misma potencia, y por tanto, las pérdidas por calentamiento de los conductores y
por efectos electromagnéticos. A mayor tensión, menor intensidad y, en consecuencia, menor
pérdida energética, lo cual es muy importante si se toma en consideración el hecho de que
las líneas de alta tensión suelen recorrer largas distancias.
Además, una mayor intensidad requiere de conductores de mayor sección, y en consecuencia, con
un mayor peso por unidad de longitud.
Por todos estos factores, se eleva la tensión de transporte, reduciendo la intensidad y abaratando
los costes de transporte.
Se argumenta que las líneas de alta tensión afectan el medio ambiente y a la gente que vive cerca
de las líneas de transmisión, por la radiación emitida.
[cita requerida]
Por otro lado, dicha contaminación
electromagnética permite el ahorro económico a las empresas u organismos de distribución



eléctrica de transportar la potencia a una tensión elevada. En algunos países se compensa
económicamente a la gente que vive bajo o en las inmediaciones de las líneas de alta
tensión,
[cita requerida]
por el argumento de que los tejidos orgánicos de las personas y seres vivos
pudiesen ser perjudicados por los campos electromagnéticos provocados.

























Nombre:
STEPHANIE SIVILA
ANDRADE
C.I.: 6595766 Pt.
Paralelo: 8° “B”
























INFLUENCIA DE LA TEMPERATURA EN LA RESISTENCIA

La variación de la temperatura produce una variación en la resistencia. En la mayoría de
los metales aumenta su resistencia al aumentar la temperatura, por el contrario, en otros
elementos, como el carbono o el germanio la resistencia disminuye.
En algunos materiales la resistencia llega a desaparecer cuando la temperatura baja lo suficiente.
En este caso se habla de superconductores.
Experimentalmente se comprueba que para temperaturas no muy elevadas, la resistencia a cierta
temperatura ( ), viene dada por la expresión:


Donde:
 = Resistencia de referencia a la temperatura .
 = Coeficiente de temperatura.( Para el cobre ).
 = Temperatura de referencia en la cual se conoce .
La temperatura influye directamente en la resistencia que ofrece un conductor al paso de la
corriente eléctrica. A mayor temperatura la resistencia se incrementa, mientras que a menor
temperatura disminuye.

Sin embargo, teóricamente toda la resistencia que ofrecen los metales al paso de la corriente
eléctrica debe desaparecer a una temperatura de 0 °K (cero grado Kelvin), o "cero absoluto",
equivalente a 273,16 ºC (grados Celsius), o 459,69 ºF (grados Fahreheit), punto del termómetro
donde se supone aparece la superconductividad o "resistencia cero" en los materiales
conductores.

En el caso de los metales la resistencia es directamente proporcional a la temperatura, es decir si
la temperatura aumenta la resistencia también aumenta y viceversa, si la temperatura disminuye
la resistencia también disminuye; sin embargo, si hablamos de elementos semiconductores, como
el silicio (Si) y el germanio (Ge), por ejemplo, ocurre todo lo contrario, pues en esos elementos la
resistencia y la temperatura se comportan de forma inversamente proporcional, es decir, si una
sube la otra baja su valor y viceversa.