Gacetilla del Área de Minas Facultad de Ingeniería Universidad Nacional de Jujuy

13


























































































































SERIE D: MINERALOGÍA DESCRIPTIVA FICHA Nº 10 (1/2)
GACETILLA DEL ÁREA DE MINAS – FICHAS TÉCNICAS
DIAMANTE - C
















Cristalografía. Isométrico; 4/m32/m. Los cristales son en apariencia octaédricos con {111} y {111}
igualmente desarrollados. Los cristales aplastados y alargados son corrientes. Frecuentemente se
observan caras curvas, especialmente las del hexaquistetaedro positivo y negativo y caras corroídas. Son
muy raras las caras de dodecaedro y las de cubo. Raras veces en masa. Son corrientes las maclas de
espinela normalmente aplastadas, paralelas a los planos de macla.
El bort, que es una variedad del diamante, tiene formas redondas y un aspecto externo basto, resultado
de ser un agregado radial o criptocristalino. Este término se emplea también al referirse a diamantes
coloreados o defectuosos, sin valor como gema.
Fd3m; a = 3,567 Å, Z = 8. d's: 2,06(10), 1,26(8), 1,072(7), 0,813(6), 0 721 (9) .
Estructura. La estructura de este mineral es característica y ha servido para definir un tipo estructura.
Red de diamante, ao = 3,56 Å.
Propiedades físicas. Exfoliación perfecta {111}. H 10 (la sustancia más dura conocida). G 3,51. Brillo
adamantino; los cristales sin tallar tienen un aspecto craso característico. El índice de refracción es muy
alto: 2,42; y la fuerte dispersión de la luz proporcionan brillo y «fulgor» al diamante tallado. Normalmente
su color es amarillo pálido o incoloro; también presenta tonalidades pálidas de rojo, anaranjado, verde, azul
y pardo. Son muy raras las tonalidades fuertes. El carbonato o carbón es un bort negro o negro grisáceo.
No es exfoliable, es opaco y menos frágil que los cristales puros.
Composición. Carbono puro.
Diagnóstico. El diamante se distingue de los otros minerales de apariencia similar por su gran dureza,
su brillo adamantino y su exfoliación. Insoluble en ácidos y álcalis. A altas temperaturas y en atmósfera de
oxígeno, se quema pasando a
2
CO , y no deja cenizas.
Ambiente de formación En rocas ultrabásicas, sobre todo en kimberlitas, y en los depósitos detríticos
sedimentados derivados de ellos (placeres fluviales y marinos).
Yacimientos. Los diamantes se han encontrado en los lugares más diversos, pero en cantidades
notables sólo en unos cuantos. Corrientemente, el diamante se encuentra en las arenas y gravas de los
riachuelos, donde ha quedado preservado debido a su naturaleza química inerte, a su gran dureza y a su
gran peso específico. En varias regiones de África y más recientemente aún en Siberia, han sido hallados
in situ. También se han hallado en una peridotita especial conocida como kimberlita. La India, el Brasil, la
República de África del Sur y el ex-Congo Belga son los cuatro países que hasta el momento presente han
suministrado prácticamente toda la producción mundial de diamantes.
Empleo. En la industria. Los fragmentos de los cristales de diamante se emplean para cortar vidrio. El
polvo fino se emplea para triturar y pulir diamantes y otras gemas. Para cortar las rocas y otros materiales
duros. Las brocas de acero están guarnecidas con diamantes, especialmente de la variedad
criptocristalina, carbonada, para hacer las taladradoras de diamante que se emplean en los trabajos de
sondeo minero. El diamante se emplea en el estirado de alambres y en herramientas para rectificar las
ruedas de afilar.
Como gema, el diamante es la más importante, y sólo en la actualidad se ha empleado en otros
menesteres. Su valor se basa en la dureza, el brillo, debido a su alto índice de refracción y el fulgor,
originado por fuerte dispersión de la luz dando los colores del prisma. En general, las más valiosas son las
incoloras o con un color azul blanco. El color amarillo paja pálido, que presentan frecuentemente ciertos


Gacetilla del Área de Minas Facultad de Ingeniería Universidad Nacional de Jujuy
14


























































































































diamantes le resta mucho valor intrínseco a la gema. Las tonalidades fuertes de amarillo, rojo, gris o azul
se aprecian mucho, y las piedras finas de estos colores llegan a tener precios muy altos. Se puede
comunicar a los diamantes intensos matices de verde mediante irradiación con partículas nucleares .de
elevada energía; neutrones, deuterones y partículas alfa, y de azul exponiéndolos a la acción de electrones
rápidos. Una piedra teñida de amarillo por irradiación puede tomar un color amarillo intenso mediante un
tratamiento térmico adecuado. Estas piedras coloreadas artificialmente son difíciles de distinguir de las que
tienen color natural.
El valor de un diamante tallado depende de su color y pureza, de la habilidad con que haya sido tallado
y de su tamaño. La piedra de un quilate pesa 200 miligramos, y si está cortada en forma de brillante debe
tener 6,25 milímetros de diámetro y 4 milímetros de altura. Una piedra de 2 quilates de la misma calidad,
tendría un valor tres o cuatro veces mayor.
Piedras famosas. Entre los diamantes antiguos más famosos se encuentran los siguientes: el
Kohinoor, que pesa 106 quilates y es una de las joyas de la Corona británica; el Regent o Pitt, con un peso
de 137 quilates, que pertenece a Francia; el Orloff, montado en el cetro imperial ruso, pesa 199 quilates; el
diamante amarillo Florentine, que pesa 137 quilates; el Estrella del Sur, con un peso de 129 quilates.
Entre las grandes piedras encontradas recientemente en África del Sur, están las siguientes: la Victoria
o Imperial que, cuando fue hallada, pesaba 468 quilates, y al ser tallada quedó reducida a 236 quilates. No
obstante, posteriormente fue tallada de nuevo y su peso actual es de 190 quilates. El Stewart, que pesó
296 y 123 quilates, respectivamente, antes y después de ser tallado. El diamante Tiffani, que es de un
color amarillo brillante, pesó 287 quilates antes de ser tallado y 125 después. El diamante Green Dresden
que pesa 50 quilates, y el diamante azul Hope de 45 quilates. El diamante Colenso, que fue donado al
Museo Británico. en 1887, por john Ruskin, pesa 133 quilates. El diamante Excelsior, encontrado en 1903
en lagersfontein, pesaba 650 quilates; ahora se llama lubilee y pesa 245 quilates.'El Cullinan o Estrella de
África encontrado en la mina Premier, Transvaal, ha sido la piedra más grande hallada hasta ahora con un
peso de 3106 quilates y unas dimensiones de 10 X 5 X 5 cm. Esta piedra fue regalada al rey Eduardo VII
por el Gobierno del Transvaal y tallada en nueve grandes piedras y en noventa y seis brillantes más
pequeños, pesando los dos mayores 530 y 317 quilates, respectivamente. La mayor piedra africana
encontrada en estos últimos años es la conocida con el nombre de diamante lonker, y fue descubierta por
Jacobo Jonkep,, en 1934, en las gravas de un riachuelo cerca de la mina Premier. Pesó 726,25 quilates en
bruto, habiendo sido tallada posteriormente. El hallazgo de una piedra grande más,reciente es el diamante
Vargas, en Brasil, en 1938. Pesó cerca de medio quilate más que el diamante lonker.
Diamantes artificiales. Durante más de un siglo han venido haciéndose experimentos para sintetizar
el diamante, habiendo sido reivindicada su síntesis en numerosas ocasiones. Sin embargo, no han sido
fabricados diamantes auténticos hasta 1955 en que fueron conseguidos por la General Electric Company.
Los diamantes sintéticos: En varios países (USA, URSS, Suecia, etc.) se obtienen desde hace varios
años diamantes sintéticos, partiendo de grafito expuesto a altas temperaturas y fortísimas presiones dentro
de cámaras metálicas de pocos centímetros cúbicos de volumen, dotadas de paredes de gran espesor. Los
primeros resultados fueron cristales muy pequeños, generalmente de calidad industrial, pero últimamente
se han obtenido también cristales de calidad gemífera y de peso superior al quilate. Puesto que los costes
de producción superan, hoy por hoy, al de las gemas naturales, el mercado de estos últimos no corre el
peligro de invasión por parte de estas piedras sintéticas al menos hoy en día.
Etimología. El nombre diamante es una corrupción de la palabra griega adamas, que significa
invencible.



Diamantes brutos de distintas clases y colores

SERIE D: MINERALOGÍA DESCRIPTIVA FICHA Nº 10 (2/2)
GACETILLA DEL ÁREA DE MINAS – FICHAS TÉCNICAS