19/09/2014

TEMA 1
1. Del XIX al XX: el segle liberal
a.- Karl Polanyi: liberalisme, mercat i destrucció social.

Polanyi de origen Hungaro abandonó su país perseguido por el nazismo. Se refugia en
Inglaterra varios años y tras la segunda guerra emigra a Canadá. Vive en la frontera canadiense
pero trabaja en una universidad USA. No puede vivir en EEUU porque se le niega a su mujer el
visado por tener pasado comunista.
La obra más conocida de este autor es “La gran transformación” que vio la luz en 1944. Esta
obra tiene dos ediciones en castellano una es la piqueta y otra por la editorial fondo de cultura
económica. Esta última publico una nueva traducción. Posteriormente en castellano se han
publicado más obras. En la editorial mondadori el libro “El sustento del Hombre”, esta misma
obra se ha editado en la editorial capitán Swing, en esta misma editorial se ha publicado una
recapitulación de sus trabajos llamado “los límites del mercado” y finalmente se ha editado en
una editorial llamada escolar y mayo una serie de artículos del autor uno de ellos es “nuestra
obsoleta mentalidad de mercado” 1947 y una serie de trabajos anteriores cuyo título es “La
esencia del fascismo”.
Nosotros nos basaremos en su texto más importante que es “La gran transformación”. Nos
debemos preguntar porqué remitir ahora a esta obra de Polanyi que se produce en los años
inmediatamente posteriores a la segunda guerra. La respuesta a esta pregunta es porque las
tesis fundamentales que Polanyi defenderá en su obra nos ofrece un excelente marco para
denunciar el dominio absoluto que la lógica del mercado ejerce sobre nuestras vidas. La obra
de Polanyi serviría para matizar o cuestionar esa apoteosis del mercado a la que estamos
sometidos y que se nos presenta además como la única opción posible. La prueba de esto es
que la consigna fundamental que se plantea desde hace mucho tiempo (Margareth Thacher)
conocida como TINA (no hay alternativa), esta lógica de mercado según los liberales es la única
posible y todo lo demás es un engaño y una pérdida de tiempo y la única lógica es la lógica del
mercado hasta tal punto se ha asumido esta idea de no alternativa posible que estamos frente
a una situación que es paradogica. Todos hemos oído comparaciones entre la crisis del 2008 y
la de 1929, pero hay una diferencia fundamental y una realidad absolutamente diferente, la
del 29 supone la constatación de la falsedad de los planeamientos de la economía clásica
liberal que planteaba la absoluta necesidad de un mercado autorregulado. El mercado se
autorregula no permite inferencias externas, el mismo se autorregula y por extensión regula a
la sociedad. Estos liberales planteaban la imposibilidad de la crisis en el capitalismo, pero ante
la evidencia de la crisis en el 29 hubo que replantear todo esto. No era posible seguir
manteniendo que el mercado se autorregula y por tanto hay que admitir que la sociedad debe
controlar el mercado, por lo tanto el resultado es una modificación radical de las políticas y
asistimos a un tipo de política totalmente distinto (new deal) en definitiva al desarrollo de lo
que solemos llamar el fordismo.
La crisis del 29 tiene como resultado un cambio radical en las políticas económicas, en la
consideración del papel del mercado, del papel del estado es decir cuándo debe intervenir
éste. Hay momentos en que debe intervenir el estado, si queremos una política de pleno
empleo, aunque el sistema el 100% de empleo no se puede tolerar como dijo Marx ya que esto
dispararía los salarios. Si aspiramos a una política de pleno empleo, esta tasa de ya que implica
sempleo jamas se conseguirá sin intervención del Estado ya que el mercado de trabajo no va a
generar por si mismo una sociedad de pleno empleo implica una escasez de la oferta y por
tanto una subida de salarios. Si se plantea un objetivo de tasa de desempleo bajo solo se podrá
llevar a cabo mediante medidas públicas ajenas a las exigencias del mercado. La crisis del 29
produjo el establecimiento de políticas Keinesianas, del fordismo y del estado del bienestar
produjo una redistribución entre las rentas del capital y del trabajo, por lo tanto, esa es la
esencia del fordismo y se incrementa la capacidad adquisitiva de los trabajadores ya que Henry
Ford en su momento con la creación de la cadena de montaje y el aumento de la producción y
por lo tanto necesita incrementar la capacidad adquisitiva de los trabajadores para que todos
puedan comparse un coche y por ello se lanzó el famoso modelo “Ford T” se establecen una
serie de políticas que aumentan la capacidad adquisitiva de los trabajadores. Este salario de los
trabajadores se puede aumentar directa o indirectamente subiendo salarios o evitando pagar
tasas por estudios o asistencia médica. Este es el resultado de la crisis del 29 (el estado del
bienestar), la consecuencia de esta crisis es un cambio radical en la política.
Tras la crisis del 2008 la percepción o la idea que se tiene es que todo debería ir en este
camino ya que hemos seguido un camino que nos ha llevado a la catástrofe y en un primer
momento esta es la percepción que se tiene. Se suele mencionar respecto a esto un discurso
de el entonces el presidente de Francia Sarkosy. Este presidente lanzó esta idea de que había
que refundar el capitalis, decía: "Hay que refundar el capitalismo sobre bases éticas, las del
esfuerzo y el trabajo, las de la responsabilidad, porque hemos pasado a dos dedos de la
catástrofe", advirtió. Repitió sus diatribas contra los sueldos y los beneficios de los ejecutivos
financieros y amenazó con una ley para regular sus prebendas. Recogió retazos de sus viejos
discursos y disparó contra sus demonios familiares. El "desorden de las monedas está en el
corazón de la crisis", dijo, y apuntó al dólar y el yuan chino como culpables de que las
industrias europeas no sean competitivas. Parece evidente tras este discurso, que se ha
acabado un ciclo, pero se caracteriza por la definición de un mercado autorregulado no cabe la
regulación externa. El propio Sarkosy dice que hay que dejar hacer radical ha terminado, esta
era la política del sxx no podía ser la del xxi, parecía ser que tras estas palabras que se iban a
tomar medidas similares al 29, pero curiosamente poco tiempo después, una vez salvado el
sistema financiero en todo el mundo desarrollado, ya que el detonante de la crisis fue el
sistema financiero en todo el mundo que se dedicó a vender basura (Lehman Brothers).
Muchas veces se nos hace ver que las crisis vienen por las cajas de ahorra ya que estas tienen
intervención externa, sin embargo se nos vende que el sistema bancario no ha tenido ningún
problema aunque esto es radicalmente falso.
La cuestión es que una vez salvado el sistema financiero con dinero público socializando
perdidas y privatizando ganancias, este discurso de Sarkosy desaparece y nos encontramos con
la puesta en práctica de una serie de políticas que en última instancia lo que hacen es
mantener la misma línea de actuación que se habían llevado a cabo. A diferencia de la crisis del
29 esta crisis no ha provocado un cambio de rumbo sino que además ha profundizado en
políticas que nos han llevado al desastre. Hay una frase de Walter Benjamin que dice: “la
revolución ya no es la locomotora de la historia sino que tiene que ser el freno de mano que
activemos antes de caer al abismo”. En el 29 se tuvo la capacidad de decir por esta vía vamos
al abismo y se cambió de vía, en 2008, en este caso lejos de pararnos a reflexionar y cambiar
de guía, se nos dice que la solución está en acelerar y que el problema es detenernos.
Increíblemente asistimos a una serie de organismos financieros, revistas o de auténticas
bandas (agencias de calificación), el FMI que han propugnado un tipo de política que nos han
llevado al desastre y siguen diciéndonos como debemos salir del desastre.
El FMI fue a Argentina para decirles que era el ejemplo una semana antes de producirse el
“corralito”. Es el organismo que va a Reikiavik para decirle a Islandia que es el ejemplo de
sistema económico una semana antes de que el sistema bancario Islandes se colapsara. El FMI
también pone a Irlanda como desarrollo y al poco tiempo después entró en una crisis aun mas
profunda y se declara en bancarrota acabando siendo intervenida. Mario Dragui (Goldman Sac)
ayudo a falsear las cuentas de Grecia y posteriormente la sometería a unos recortes brutales.
Por tanto en la crisis del 2008 no se ha corregido nada sino que además se insiste en que hay
que seguir con un mercado autorregulado. Esto es lo que Polanyi va a analizar en su trabajo.
Polanyi sostendrá la idea de que el proceso que se propone es atroz y lo único que implica la
destrucción social. El planteamiento en el momento en que lo hizo Polanyi “la gran
trasformación” es optimista ya que cuando acaba la guerra se está gestando el nuevo orden
mundial tras la reunión de Bretton-Woods donde se celebra una reunión de todas las
potencias o países que ven la victoria de la guerra próxima y se establecen los nuevos rasgos
del nuevo orden económico y el surgimiento de nuevas organizaciones mundiales como el FMI
que nada tenían que ver con su actuación actual o la propuesta de un Banco Mundial, se
proponía por tanto otra vía en los mercado y el horror social que había provocado una
sociedad sometida al mercado.
Puntos a tratar en el tema de Polanyi:
1. HOMO ECONOMICUS: Una de las temáticas de Polanyi sería la ausencia de naturalidad
y universalidad de lo que denominamos el “Homo economicus” entendemos por
Homo economicus la definición del liberalismo que define al ser humano su carácter
económico, donde económico significa que el ser humano va a buscar
fundamentalmente su propio beneficio de lo que se concluye que el homo economicus
implica que el ser humano es fundamentalmente egoísta, no que el egoísmo forma
parte del ser humano sino que la búsqueda del beneficio propio es el motor
fundamental de actuación del ser humano. Si algo define al liberalismo es esta idea del
homo economicus y que esto es algo natural y universal en el ser humano, considera
que el ser humano es así por naturaleza, y que ha sido así a lo largo del tiempo y de
esto se deriva desde la perspectiva del liberalismo la idea de la naturalidad y la
universalidad del mercado, del sistema de mercado entendiendo como mercado el
mercado autorregulado no de los mercados. En este contexto del 2008 hablamos de
una sociedad de mercado, se refuerza ese carácter natural y universal del homo
economicus y de la sociedad de mercado.

Para Polanyi el ser humano no ha sido nunca un ser económico, no ha sido el ser
humano que se nos representado. Para él el proceso será el contrario , será en el
marco de una economía de mercado cuando se produce esa generalización de esa
económica de mercado y la interdependencia de mercados autorregulados es cuando
se reducen a dos los motivos fundamentales que explicaran la actividad de los seres
humanos, uno será el apetito insaciable de ganancias y beneficios monetarios, el
apetito insaciable de dinero y el segundo móvil será el miedo a morir de hambre. Estos
serán en ultima instancia los dos móviles que van a provoar la actividad del ser
humano, los móviles fundamentales del homo economicus, por lo tanto la ieda de
polanyi es que el nacimiento del mercado “autorregulado” y del homo economicus
aparecen estrechamente vinculados. Dicho de otra manera a lo que sostiene el dogma
liberal, el mercado “autorregulado” no es para Polanyi algo natural no es algo que
surja como dice Hayer (puto liberal, creador) sostiene el carácter espontaneo del
mercado, surge naturalmente a partir del momento en que el ser humano es liberado
de sus trabas y puede funcionar a través de su carácter con objetivos beneficiarios,
Polanyi dice a esto que el mercado es algo fruto de opciones políticas no es algo que
ha surgido espontáneamente, de hecho esto es algo que solamente vamos a encontrar
según Polanyi en este siglo liberal de 1830-34 a 1930. Mercados han existido siempre
como dice Polanyi, pero lo que nunca había existido es una sociedad sometida y
dirigida por el mercado, siempre ha existido una actividad económica que ha
proporcionado a la sociedad sus necesidades, la actividad económica es inherente al
ser humano, pero nunca una sociedad que dependa y que viva de acuerdo a lo que
marca este mercado. Esta actividad económica no se organiza en función de los
precios, no son los precios los que determinan que cosas se producen o como se
distribuyen los productos a satisfacer las necesidades de los seres humanos, es la
reciprocidad es la redistribución o mediante ambas, es mediante una gestión familiar o
estatal de los recursos donde se producen esas orientaciones de producción o
distribución de productos. Por lo tanto si estamos hablando de una gestión familiar o
estatal de los recursos, estamos hablando de un control de los mercados, los precios
pueden ser establecidos previamente desde una perspectiva estatal, hay una
determinación social del precio y esto es lo que en general encontramos a lo largo de
toda la historia de la humanidad y por lo tanto ese proceso mediante el cual los
precios dejan de tener una función social y son establecidos únicamente en torno a las
bases del mercado esto es absolutamente excepcional y solamente se produce en el
marco de un determinado sistema y de una determinada sociedad, este es el sistema
el capitalismo liberal de mercadeo. Esta va a ser una idea fundamental de Polanyi, la
negación del carácter universal y natural del homo economicus como el mercado.

2. EMBEDDED (incrustado): podríamos traducirlo como incrustado. Las tropas de EEUU
incrustaron dentro de una unidad militar a los periodistas. El periodista ya no es un
elemento ajeno a la unidad militar sino que forma parte de ella. Sobre este término,
Polanyi plantea la idea de que todas las sociedades humanas a excepción de la del
mercado, la economía ha estado incrustada en las relaciones sociales, solo la economía
de mercado se presenta la economía como desincrustada de las relaciones sociales.
esto nos indica que cuando la economía esta incrustada en las relaciones sociales, esta
se sitúa jerárquicamente por encima de cualquier otra cosa. Las relaciones entre las
personas se sitúa por debajo al contrario de lo que sucede en las sociedades que no
son de mercado, en las sociedades de mercado, el mercado se sitúa por encima. El
concepto de fetichismo de la mercancía planteado por Marx, en el contexto de la
economía dominada por la mercancía se personifican las relaciones entre las cosas y se
cosifican las relaciones entre personas según Polanyi. Dicho de otra manera, las
relaciones entre personas ya no es directa sino que hay una relación mediante un
“fetiche” de ahí el término de fetichismo. Cuando vamos al supermercado y
compramos un producto se produce una relación entre cosas, es decir entre mi dinero
y el objeto que voy a obtener, es una relación entre cosas que está ocultando la
relación entre personas porque oculta mi relación con la persona que ha producido lo
que estoy comprando, esta relación se desvanece y no existe a no ser que yo me
empeñe que permanezca.
Mercadona bandeja perca del Nilo. Ver en casa el documental “La pesadilla de Darwin”.
JEROME MAUCOURANT “Descubrir a Polanyi”. Libro introductorio a Polanyi que puede resultar
útil. Es el único libro dedicado a Polanyi en castellano.
22/09/2014
Retomando los 6 puntos (argumentos de Polanyi)
Con la incrustación la economia formaría parte de la sociedad. Por lo contrario en esta
sociedad de mercado lo que la caracterizaría seria la separación entre la economia y la
sociedad, la economia ya no esta vinculada a las relaciones sociales, esta es la autentica
economia de mercado definida por su carácter autorregulado, no hay ningún elemento
externo (sociedad) que incida sobre su funcionamiento. Si antes la economia trabajaba para la
sociedad, para satisfacer sus necesidades, ahora nos encontramos con una inversión de la
situación, ahora es la sociedad quien trabaja para responder a las necesidades de la economia,
es decir, del mercado. Una economia de mercado no es una economia con mercados,
solamente puede darse en una sod¡ciedad de y para el mercado. Esto implica que en la
situación en que la economía esta incrustrada en las relaciones sociales, situamos en primer
lugar las relaciones sociales, es decir entre individuos, por el contrario en una economía de
mercado se pone por delante la relación entre las cosas. Esto tiene una relación directa,
mientras en el primer caso los precios dependen de decisiones sociales o políticas en el
segundo los precios dependen exclusivamente del mercado, vienen establecidos por las leyes
de la oferta y la demanda. Esto es una derivación inmediata de la transformación radical de las
relaciones entre sociedad y economía (mercado).
Cuando se produce la crisis de la deuda en el tercer mundo en la década de los 80, que se
podría hacer un paralelismo con el momento actual, se establece que los países más pobres su
única manera de salir adelante es mediante el mantenimientos del FMI que promete fondos
para sobrellevar el problema de la deuda. En los préstamos del FMI estaban sujetos a lo que se
llamó “programas de ajuste estructural” que era someter a los países a los criterios de la
economía neoliberal. El primer punto que establecía estos programas de ajuste para poder
acceder a los créditos era la eliminación de cualquier control público sobre los precios, como
las subvenciones públicas a alimentos de primera necesidad pasando a ser según oferta y
demanda. Ese cambio en la jerarquía entre sociedad y economía implica también un cambio en
las relaciones entre personas y cosas y da lugar a la fetichizacion de las cosas, se cosifica las
relaciones entre las personas y se personifican las relaciones entre las cosas.
3. TIERRA, TRABAJO Y DINERO Para que se forme una verdadera economia de mercado
es absolutamente. imprescindible que tres bienes estratégicos se vean sometidos a la
lógica del intercambio mercantil y que sean tratados como mercancías aunque estos
bienes estratégicos ni son mercancías ni podrán serlo nunca. Estos tres bienes son la
tierra, el trabajo y el dinero.
Estos tres bienes no son mercancías no han sido producidos para ser vendidos en el
mercado. No son mercancías pero tendremos que tratarlos como tal, el mercado les
pone un precio y los trata como cualquier otra mercancía es lo que Polanyi denomina
“mercancías ficticias” ya que no pueden ser mercancías pero los tratamos como si lo
fueran y por ello tendremos que establecer un mercado para estos bienes y ponerles
un precio a estas mercancías ficticias para convertirlas en mercancías. La consolidación
del modo de producción capitalista liberal necesita la conversión y consideración de
mercancía de estos tres bienes estratégicos, pero para poder convertir en mercancía la
tierra, es decir lo que siempre se ha denominado “el común”, lo primero que habrá
que hacer será privatizarla. Uno de los términos que define la aparición del modo
capitalista son “los procesos de cercamiento” son los procesos en los que se privatizan
las tierras comunales, este es un proceso que no ha terminado, sigue, pero debe
quedar claro que la conversión de la tierra en mercancía implica la privatización de la
tierra, lo mismo ocurre con la educación. La conversión del trabajo en mercancía
implica necesariamente otro proceso de desposesión en este caso un proceso de
desposesión de los medios de producción es decir un proceso que en mayor o menor
mediada obligue a la venta de la fuerza de trabajo, un proceso mediante el cual para
sobrevivir no tengamos otra opción que vender nuestra fuerza de trabajo, pero para
ello debe haber un proceso previo por el cual se nos habrá desposeído de cualquier
proceso de producción autónoma, la conversión del trabajo en mercancía implica la
conversión de la fuerza de trabajo en mercancía, la fuerza de trabajo la llevan en sí
mismas las personas, por lo tanto habrá que ver si la conversión de la fuerza de trabajo
en mercancía no implica la conversión del ser humano en mercancía, por ello existe
una vinculación entre el proceso de la conversión de fuerza de trabajo en mercancía y
la conversión de la persona en mercancía.
La conversión del dinero en mercancía implica que el dinero va a modificar su papel.
Dentro de una economía de intercambio se produce un proceso M-D-M (mercancía-
dinero-mercancía), por lo tanto el dinero es una herramienta, tiene un carácter
utilitario, es decir, facilita los intercambios. La conversión del dinero en mercancía
implica que el esquema M-D-M pasa al siguiente D-M-D, es decir tenemos un dinero
con el que compramos una mercancia y compramos otra cantidad de dinero. Aquí el
dinero ocupa el papel de la mercancia, actua como una mercancia, pero qué sentido
tiene un intercambio de este tipo; hay una diferencia cualitativa entre el intercambio
de por ejemplo una silla y un saco de arroz, tiene el mismo valor de cambio pero no de
uso, aquí la diferencia es cualitativa no cuantitativa, pero en D-M-D no hay diferencia
cualitativa ya que son iguales, pero la diferencia es cuantitativa, el esquema D-M-D
tiene sentido si le añadimos un incremento de D (dinero), es decir una diferencia
cuantitativa entre el dinero inicial y el incremento conseguido posteriormente. Esto es
lo que define al capital, en el lenguaje ordinario tendemos a utilizar capital como
sinónimo de dinero, pero el capital en realidad es dinero que genera dinero, dicho de
otra manera valor que se autovaloriza, valor que genera valor, esto es el capital, por
tanto en la medida en que determinamos de donde aparece el incremento de D,
observamos que el capital no es una cosa sino una relación social. Es una relación
social entre quienes poseen los medios de producción, entre los que poseen y tienen
la posibilidad de generar capital y por tanto los denominamos capitalistas y aquellos
que no tienen más que su fuerza de trabajo y por ello se ven en la obligación de
vender su fuerza de trabajo como mercancía.

4. Cuando el mercado autorregulado se consolida y se generaliza, lo que implica el
proceso de separación de relaciones sociales explicado anteriormente, y cuando el
mercado va transformando absolutamente todo en mercancía. En el protocolo de
Kioto se estableció unos niveles de emisión de Co2 por país, aquellos que no llegaban a
emitir todo lo que se le permitía ponía su excedente en el mercado y se lo vendía a
otro país que necesitaba emitir más Co2, por lo tanto se ha convertido en mercancía la
contaminación. Como ejemplo de no mercantilización podríamos considerar el aire
como uno de los pocos elementos que aún no se han mercantilizado aunque sí se ha
hecho la pureza del mismo. Cuando llegamos a una situación en la que el proceso
consiste en adecuar a la sociedad a la lógica singular del mercado, cuando el mercado
consigue adecuar a la sociedad a sus necesidades, entonces es cuando según Polanyi,
la sociedad se convierte en una sociedad de mercado, asistimos al establecimiento de
una sociedad de mercado en la cual la economia ya no está incrustada en la sociedad
sino que por el contrario será la sociedad la que estará incrustada en el mercado, ya no
es el mercado el que responde a las necesidades sociales sino que es la sociedad la que
responde a las necesidades del mercado.
5. LA FALACIA ECONÓMICA (según Polanyi). Esta falacia económica según Polanyi se
constituye sobre un error conceptual vinculado con el termino economía. Polanyi
quiere decir que podemos diferenciar dos sentidos del termino economia: el primero
él lo denomina “la economía sustantiva” que hace referencia al echo de que toda
sociedad necesita el establecimiento de mecanismo que sirvan para producir, y
distribuir aquellos bienes necesarios para satisfacer las necesidades de la sociedad.
Toda sociedad tiene una serie de necesidades ha de satisfacer unas necesidades
(comer, vestir, etc.) por lo tanto habrá que establecer mecanismos para establecer
cuales son las necesidades, para producirlas y para distribuir estos bienes, por tanto
esta economia sustantiva podría resumirse en lo que podríamos denominar “la
satisfacción de las necesidades humanas”, pero hay un segundo sentido del termino
econonomia él la denomina “la economia formal”, ésta descansa sobre la idea de
escasez de recursos y por tanto de que el comportamiento racional consiste en
economizar esos recursos para adecuarlos de la mejor manera entre medios y fines,
esto tiene que ver con el sentido habitual de la economia como proceso de
economizar (de ahorro), por lo tanto el elemento fundamental, el concepto
fundamental que se situa por detrás de esta economia formal es el concepto de
calculo, mediante éste se lleva a cabo el proceso de optimización de esos recursos y en
ultima instancia, este proceso de optimización implicará una optimización de
beneficios. Polanyi parte de estos dos conceptos de economía, pero el problema surge
cuando se considera y se plantea que la única manera para poder satisfacer las
necesidades materiales que sería el problema de la economía sustantiva seria
mediante un cálculo sistemático de costos y beneficios, dicho de otra manera el
problema surge cuando se considera que la manera de resolverlo es mediante la
economía formal, el problema es que la economía formal se coma a la economía
sustantiva y por tanto se considera que el mercado no sólo es el elemento adecuado
para el funcionamiento de la economía formal sino que se considera que el mercado
será el único contesto donde se podrá llevar a cabo la economía sustantiva. El
problemas viene cuando convertimos al mercado como la única forma económica
concebible, por tanto el mercado acaba constituyéndose como un mercado
autorregulado e independiente de toda consideración social y política porque la única
actividad política aceptable seria aquella que tenga como único objetivo garantizar el
objetivo funcionamiento del mercado, cualquier otra consideración queda eliminada
en la medida en que hay que garantiza el normal funcionamiento del mercado y un
intento de intentar regular el mercado, esta palabra regulación, no goza de gran
popularidad en la sociedad de mercado.
Uno de los elementos clave que explica la crisis del 2008 es la derogación por parte de
Clinton de la ley Glass Steel, esta ley fue una ley que tenía como objetivo establecer
una regulación para separar las actividades financieras como seria la banca vinculada
con las familias y las empresas de la banca puramente especulativa. Esta ley establecía
que o te dedicabas a una banca o a otra pero no se podían mezclar las dos. Es en los
años 30 cuando Roosbelt encarga unos análisis para analizar las causas de la crisis y en
uno de estos estudios aparece por primera vez el término “Banksters”, esa fusión
entre el banquero y el gánster, una de las razones de esa crisis es que algunos
banqueros se habían comportado como auténticos gansgters. Clinton deroga esta ley
y permite que se vuelvan a fusionar ambas bancas, es decir que la banca tradicional se
de dedique a acciones extremadamente especulativas y la banca especulativa se
dedique a labores sociales que llevaba a cabo la banca familiar. No se ha vuelto a
regular como la Glass Steel porque abominamos cualquier tipo de regulación, porque
entendemos que es el mercado el que establece como debe organizarse y actuar la
sociedad.

6. Este ultimo punto planteado por Polany establece la crítica de la fetichizacion, la
critica de ese dogma liberal que tenemos absolutamente asimilado mediante el cual el
capitalismo de mercado se convierte en la condicicion sine qua non de la democracia,
se plantea una relación entre capitalismo de mercado y democracia, donde el
capitalismo de mercado define la democracia y no la democracia el capitalismo de
mercado, el primero se nos dice que condiciona al segunda, nos dicen que sin
capitalismo de mercado no hay democracia, esto lleva a situaciones aberrantes como
el caso de a principios de siglo hubieron debates sobre la globalización y hubo un
debate enter periodistas del financial times defensores del modelo neoliberal y
periodistas de le monde diplomatic. En este debate un periodista del finalcial times
llega a identificar en qué consiste la libertad, cómo queda definida, dice que la libertad
queda vinculada al mercado ya que la libertad consiste en poder elegir el cereal que
queremos desayuna, dice este periodista que ahí radica la verdadera libertad, es decir
la democracia es el mercado y la libertad tambien es el mercado, no tenemos libertad
según los liberales si no podemos elegir diferentes cereales (habrá que cuestionarse
qué piensan aquellos que no pueden desayunar.). Vemos como se produce esa
identificación entre mercado y democracia y libertad, Polanyi refuta radicalmente esta
identificación, él plantea es no ya la posibilidad sino casi podíamos decir la necesidad
perentoria de establecer otro tipo tipo de condiciones, y en este sentido Polanyi
defiende las condiciones de posibilidad de lo que él definiría como un socialismo no
burocrático, un socialismo que no abandone el mercado sino que reintegre al mercado
en el seno de las relaciones sociales y por tanto la necesidad en última instancia de
constatar que efectivamente no hay ningún tipo de vinculación necesaria entre
capitalismo y democracia.

Cómo define Polanyi en este contexto el socialismo; él dice: “El socialismo es ante
todo la tendencia inherente a una civilización industrial para trascender el mercado
autorregulador subordinándolo conscientemente a una sociedad democrática. El
socialismo es la solución que surge directamente entre los trabajadores, quienes no
entienden por qué no ha de estar la producción directamente regulada, ni por qué los
mercados no han de ser un elemento útil, pero secundario, en una sociedad libre.
Desde el punto de vista de la comunidad en su conjunto, el socialismo es
simplemente una forma de continuar el esfuerzo para hacer de la sociedad un
sistema de relaciones realmente humanas entre las personas que, en Europa
occidental, ha estado siempre asociado a la tradición cristiana. Desde el punto de
vista del sistema económico, supone, por el contrario, una ruptura radical con el
pasado inmediato, en la medida en que rompe con la tentativa de convertir los
beneficios pecuniarios privados en el estímulo general de las actividades productivas
y, también en la medida en que no reconoce a las personas privadas el derecho a
disponer de los principales instrumentos de producción.”. Él dice en este texto, vamos
a reincrustar al mercado dentro de las relaciones sociales, él critica porqué los
mercados no han de ser un elemento útil para la sociedad cuando siempre ha habido
mercados y han estado al servicio de la sociedad. Él dice con esto que los mercados
son útiles pero no son un elemento fundamental, este mercado debe trabajar para la
sociedad y no ella para el mercado. La decadencia de las monarquías dio lugar a las
oligarquías (nobles) y la decadencia de esta a la democracia, finalmente la decadencia
de la democracia da lugar a la anarquía que finalmente llevará a la monarquía
cerrando el círculo, pero el concepto de progreso no existe hasta el siglo 17 con el
pensamiento moderno que es un concepto enmarcado en el concepto de progreso
que ve la evolución de la humanidad como un movimiento de progreso de va del modo
feudal, al modo socialista y finalmente al modelo capitalista. 01:02:00, hemos de
romper con aquello que se nos venden con que el capitalismo es algo natural de la
naturaleza humana, no se sostiene la sociedad sobre los pilares de la búsqueda del
beneficio privado. Lo que diferencia al modo de producción capitalista del socialista es
como dice Polanyi “no reconoce a las personas privadas el derecho a disponer de los
principales instrumentos de producción.” Colectivizando los medios de producción
dice: rompemos con la condición que era condición previa para la consideración de la
fuerza de trabajo como mercancía. En definitiva Polanyi plantea con este texto y la
apelación al socialismo, es la necesidad de buscar formas diferentes de estructuración
social que no estén sometidas a los dictados fríos y criminales de una racionalidad
económica y por tanto una racionalización social orientada a la búsqueda de una
obtención ilimitada de beneficios.