You are on page 1of 1

21/09/1995

ESPAÑA-PERU FUJIMORI: "VALIO LA PENA LA MEDIDA DRASTICA DEL AUTOGOLPE"
Madrid, 21 sep (EFE).- El presidente del Perú, Alberto Fujimori, considera que el "autogolpe"
que protagonizó en 1992 "valió la pena" a tenor de los resultados: la estabilidad, el
crecimiento económico y la seguridad inversora.
Fujimori, en declaraciones al programa "Línea América", que emite hoy, jueves, la cadena
privada de televisión española "Antena 3", explica que "transcurridos tres años de esa medida
drástica llamada 'autogolpe', ahora los resultados nos dicen que valió la pena, porque
tomamos medidas excepcionales frente a una situación excepcional en Perú".
"Los resultados -continua el gobernante- son la estabilidad y el crecimiento económico y,
sobre todo, la seguridad para que los inversionistas puedan traer acá sus capitales".
En el mismo sentido, el jefe de Estado peruano dice que de repetirse ahora las circunstancias
que concurrieron en 1992 volvería a adoptar la misma medida, que califica de "fundamental".
En la lucha contra el terrorismo, Fujimori se siente especialmente satisfecho de la labor del
Gobierno e incluso llega a afirmar que "no hay ninguna posibilidad de que pueda rebrotar".
A su juicio, el terrorismo está totalmente controlado y no "sólamente porque hay control
policial sino porque aquí toda la población, junto a las Fuerzas Armadas y la Policía, se ha
organizado para hacerle frente".
Sobre el mismo asunto, explica que los "únicos residuos que quedan" de la banda terrorista
Sendero Luminoso "están perdidos en selvas alejadas, en la jungla".
En el ámbito económico, Fujimori resalta que "en los últimos años hemos tenido inversiones
de 4.600 millones de dólares, de los cuales más de la mitad procede de inversiones españoles.
Y, además, en los próximos tres o cuatro años tenemos comprometidas más inversiones por un
valor de 5.000 millones de dólares".
"Han sido decisivas -explica- todas las reformas económicas aplicadas en profundidad y con
enorme rapidez. También ha jugado a favor el clima de confianza que se ha generado con la
seguridad interna. Tampoco tenemos terrorismo".
Aunque Fujimori se muestra satisfecho en el panorama económico internacional, reconoce
que existe "un buen sector de la población peruana, cerca del 50 por ciento, que vive bajo
distintos grados de pobreza. Es una pobreza que se arrastra desde hace décadas y lo que
queremos es manejar el presupuesto de tal manera que haya una máxima incidencia en el
sector social".
Por otro lado, rechaza de plano que el escritor peruano Mario Vargas LLosa, nacionalizado
español, sea su gran adversario en el plano internacional. "Yo no lo considero así. Aquí
estamos acostumbrados, aunque tal vez algunos amigos de Iberoamérica no lo conozcan, a la
libertad de prensa completa. Las opiniones adversas de cualquier persona o personalidad son
tratadas como tales".
Respecto al estado de salud de la democracia peruana, Fujimori concluye que es "una
democracia auténtica, que funciona, porque hay buenos resultados. Antes entendíamos
democracia como derecho al voto y, entre paréntesis, para ser manipulados. Ahora significa el
acceso de todos a las mismas oportunidades". EFE sr