You are on page 1of 28

DE EDIFACT A XML: ¿DEL INTERCAMBIO ELECTRÓNICO DE DATOS AL

VERDADERO COMERCIO ELECTRÓNICO?
XML es un concepto que cada vez suena con más fuerza, aunque no es muy conocida
todavía su utilidad práctica. A continuación se desvelan algunas claves de cómo esta
tecnología puede finalmente alcanzar la meta a la que E!"A#$ nunca pudo llegar% &acer
asequi'le y cotidiano el intercam'io electrónico de datos a todo tipo de empresas. A
principios de ())(, no es nada aventurado afirmar que los pedidos y las facturas en papel,
entre otros documentos comerciales, puedan ser &istoria en muy pocos a*os.
#omercio electrónico y E! +intercam'io electrónico de datos, en sus siglas en ingl,s-
nacieron por separado y en ,pocas diferentes, pero se puede o'servar que am'os conceptos
están convergiendo y, a su vez, integrándose en un entorno más amplio, conocido como e.
'usiness.
La cuestión es de tanta relevancia que, de &ec&o, &a influido en la respuesta so're cuál fue
el volumen económico del comercio electrónico en Espa*a durante el a*o ())). /na
asociación competente pu'licó a principios de ())0 que dic&o volumen &a'ía sido de 01)
millones de euros para, al poco tiempo, reducirlo a un valor superior a los 2) millones de
euros.
Es evidente que el factor que influyó en esta cifra tan a'ultada, en comparación con la
todavía percepti'le 'a3a penetración del comercio electrónico por !nternet, fue el con3unto
de transacciones E!, aunque en estas estadísticas convendría detallar qu, valores
corresponden a dic&as transacciones 4clásicas4 y cuáles a las realizadas a trav,s de la 5ed.
Más allá de cuestiones estadísticas, que no son el o'3eto de este artículo, E! y comercio
electrónico son conceptos en movimiento que están muy unidos en su destino y que cada
uno de ellos tiene sus pros y sus contras, desde un punto de vista t,cnico.
Debilidades del EDI y del comercio electrónico
6o &ay curso de comercio electrónico que no &a'le del E! como un sistema superado por
las nuevas tecnologías de !nternet, aunque la realidad es que sigue desempe*ando un
importante papel para las grandes compa*ías y mueve elevadas cantidades de dinero, lo
cual tampoco parece que vaya a cam'iar a corto plazo.
A pesar del enorme esfuerzo realizado por la 76/ +7rganización de las 6aciones /nidas-
para definir un lengua3e estándar válido para todos los sectores, realmente el E!"A#$
+lengua3e para el intercam'io electrónico de datos o documentos, para la administración, el
comercio y el transporte- no se &a e8tendido entre las pymes e incluso &a dado pie a varios
su'estándares sectoriales que no satisfacen a todas las industrias.
"inalmente, &a quedado claro que a pesar de la ya superada tecnología en que se sustenta,
E!"A#$ aporta una valiosa estandarización de la arquitectura de datos, que resulta ser un
complemento fundamental para realizar transacciones entre empresas.
9or otro lado, la espectacularidad y novedad de la tecnología :e' &a puesto en relieve
modelos de negocio que sólo son una mera fac&ada tras la que se esconden procesos
totalmente manuales. e esta forma, se &a popularizado utilizar los t,rminos comercio
electrónico y 'usiness.to.'usiness con muy poco rigor, sin duda como reclamo pu'licitario
en la mayoría de ocasiones. ;i 'ien es cierto que se puede &a'lar con propiedad de estos
conceptos para el caso de empresas como #isco, ell o Amazon, tam'i,n se usa de forma
inapropiada respecto a sitios estáticos en !nternet, que simplemente anuncian sus productos
o, a lo sumo, permiten solicitar una compra a trav,s de sencillos formularios.
El nacimiento del XML
En los primeros días de !nternet, cuando sólo podían utilizarse páginas estáticas, algunas
compa*ías ya empezaron a pu'licar sus catálogos de productos y a aceptar pedidos por e.
mail o mediante sencillos formularios. Esta utilidad, denominada comercio electrónico,
empezó a tomar una e8traordinaria relevancia y a despertar un gran inter,s, por lo que la
industria informática destinó grandes recursos a potenciar las prestaciones de las
tecnologías :e' en esta dirección.
e esta forma, se desarrollaron muy rápidamente aquellas que permitían programar
funciones y procesos gracias a lengua3es 'asados en los ya e8istentes, como el <asic, o
creando otros nuevos y específicos, como el =ava. Así llegaron las :e's dinámicas, donde
se pueden consultar catálogos de miles de productos, se personalizan los gustos de los
usuarios y es posi'le &acer pedidos teniendo en cuenta la disponi'ilidad de las referencias.
Entre tanto, resulta'a cada vez más o'vio que para el comercio electrónico era
imprescindi'le intercam'iar información con otros interlocutores% proveedores, 'ancos,
operadores logísticos, etc., para lo cual sólo se disponía de soluciones particulares o de
sistemas E!>E!"A#$ clásicos, caros y comple3os. 9or otro lado, los propios sistemas
E! necesita'an modernizarse para adaptase a !nternet y &acerse así accesi'les a empresas
peque*as y medianas.
9or estas razones, 3unto al simple &ec&o de que el lengua3e universal de la 5ed +?$ML o
?yper$e8t Mar@up Language- no es válido por sí solo para afrontar cualquier intercam'io
automatizado de información, nació el XML +lengua3e e8tensi'le de marcas, en sus siglas
en ingl,s-, destinado a ser el ne8o de unión entre el pasado y el futuro para dic&o
intercam'io de datos.
Muy pronto quedó claro que aunque toda la industria prestase su apoyo al XML como
estándar tecnológico, era necesario definir tam'i,n una forma comAn de utilización, que
permitiese a las empresas entenderse entre sí cuando intercam'iasen información. ;o're el
e3emplo anterior, se trata de que las etiquetas 4Artículo4 o 49recio4 sean un estándar
internacionalmente aceptado, lo cual o'viamente no es el caso.
Evolución de las especies: la "XMLización" de EDIFAC
El estándar E!"A#$ es la cara más visi'le del E! y, por otro lado, XML es el concepto
que me3or representa el futuro del comercio electrónico. La realidad es que actualmente
E!"A#$ se está 4XMLizando4. <asta con 'uscar en !nternet las pala'ras 4edifact 8ml4
para compro'ar el gran nAmero de compa*ías que e8isten que están desarrollando y
ofreciendo servicios y productos como puente entre am'as tecnologías.
e &ec&o, el 'eneficio mutuo es muy significativo% el lengua3e E!"A#$ aporta un
estándar 'ien definido y con una enorme 'ase instalada, sin em'argo, XML ofrece tanto la
fle8i'ilidad como la potencia a 'a3o coste, que el primero nunca tuvo.
e tal forma, los conceptos para la estructuración de mensa3es comerciales que desarrolló
6aciones /nidas pueden ser a&ora reutilizados con la nueva tecnología y puestos al alcance
de empresas de todo tipo de forma muc&o más simple +ver figura 0-. Los mensa3es
E!"A#$ en formato XML a&ora son visualizados de forma inteligi'le por una persona,
gracias a la aplicación de 4una &o3a de estilos4, que convierte los datos en un formulario.
Al igual que se produ3o con E!"A#$, las definiciones de mensa3es en XML pueden
adoptar diferentes estructuras en función del sector al que se aplican% por e3emplo, no es
igual el formulario de pedido para la industria informática que para la pu'licitaria. !nternet
y la :e' son nuevamente aquí unos valores a*adidos que sirven como repositorio de
esquemas XML para diferentes industrias y que pueden ser consultados y utilizados por
cualquiera que los necesite.
9or otra parte, son dos las principales iniciativas que aglutinan esquemas XML% el grupo de
estandarización 7A;!; +7rganization for t&e Advancement of ;tructured !nformation
;tandards-, con la :e' :::.XML.org, y Microsoft, con su iniciativa :::.'iztal@.org,
aunque ,ste Altimo es socio del primero, lo que demuestra que no tiene intención de
fragmentar los estándares XML para evitar pol,micas so're prácticas monopolísticas.
!ero"""# $a %ui&n interesa XML'
Aunque XML puede ser utilizado en cualquier desarrollo :e' como una tecnología más
avanzada y dinámica que ?$ML, es en proyectos que relacionan a varias empresas donde
muestra su verdadera potencia, tal como se aprecia a continuación en diferentes supuestos%
• #ompa*ías que ya disponen de una infraestructura E!"A#$ implementada% estas
empresas pueden valorar los 'eneficios de ofrecer soluciones XML a nuevos socios
comerciales, peque*os o medianos, y a quienes pretendan realizar comercio
electrónico, incluyendo aquí tam'i,n a sus actuales interlocutores, gracias a sus
prestaciones para intercam'iar contenidos, de las cuales carece E!"A#$ +ver caso
0-.
• #ompa*ías que no disponen de una infraestructura E!"A#$, 'ien porque su
volumen no lo 3ustifica o porque &an tenido otras prioridades &asta ese momento.
En este caso se pueden encontrar mayoristas y fa'ricantes peque*os y medianos, así
como otro tipo de compa*ías de servicios, por e3emplo, de transporte. En tales
supuestos, la opción más recomenda'le puede ser dise*ar una estrategia Anica de
comercio electrónico e intercam'io electrónico de datos, por los muc&os puntos que
tienen en comAn +ver caso (-.
Casos pr(cticos de uso de XML en las empresas:Caso ):
/na gran compa*ía de distri'ución al cliente final +minorista- dispone de una
infraestructura E!"A#$ implementada, para el intercam'io de catálogos, pedidos, avisos
de e8pedición y facturas +en terminología E!"A#$ el catálogo equivale al mensa3e
95!#A$, los pedidos al mensa3e 75E5;, el aviso de e8pedición al mensa3e E;AB y
las facturas al mensa3e !6B7!#-. #uando un peque*o fa'ricante o importador se incorpora
como proveedor, es posi'le que no disponga de los recursos necesarios para implementar
una infraestructura de este tipo, por lo que se verá o'ligado a procesar las transacciones
manualmente.
/n @it de utilidades de soft:are, preparado por la gran empresa de distri'ución para estos
casos, puede facilitar 'astante las cosas a sus peque*os proveedores. $omando como 'ase
unos formatos en XML fundamentados en sus &omólogos en E!"A#$, se puede &a'ilitar
un conversor de un lengua3e estándar a otro de mercado y diferentes componentes para
importar y e8portar XML desde y &acia formatos de uso comAn% por e3emplo, E8cel para la
información de los catálogos y fic&eros planos o separados por comas +csv- para los datos
de los pedidos, las facturas y los avisos de e8pedición, que cualquier aplicación de gestión
para pymes puede procesar.
Caso *:
/n fa'ricante o mayorista ofrece a sus clientes los productos mediante un catálogo, del cual
&a desarrollado una versión sencilla en !nternet. ?asta la fec&a, no se &a planteado aceptar
pedidos a trav,s de la 5ed. $omando como 'ase del modelo una versión XML de los
formatos E!"A#$ de catálogo +ampliado con contenidos-, avisos de e8pedición y
facturas, se consigue que la :e' de la empresa sirva tanto para visualizar el surtido de
productos por pantalla e introducir pedidos manualmente, como para que sus clientes
dispongan de una copia electrónica del catálogo para integrar en sus sistemas, envíen
dic&os pedidos mediante un proceso automático y o'tengan las facturas, tam'i,n
automáticamente.
Caso +:
/n transportista dispone de una :e' corporativa donde ofrece información de la compa*ía
que además permite calcular el precio de una e8pedición o solicitar un servicio.
Mediante la tecnología XML y utilizando como 'ase los formatos E!"A#$ de pedidos,
avisos de e8pedición y facturas puede ofrecer a sus clientes de comercio electrónico
'usiness.to.'usinesss y 'usiness.to.consumer la posi'ilidad de solicitar las e8pediciones
desde sus propias :e's, avisar a sus clientes de las mercancías que van a reci'ir o, incluso,
conocer en todo momento un avance de la facturación de los servicios de transporte
prestados.
El ,uturo de XML para consumidores y empresas
La actividad de la industria informática en torno al XML es &oy en día fren,tica. ;in entrar
en detalles so're las tecnologías que a diario aparecen so're el tema, sí que podemos
aventurar cuál es el o'3etivo que finalmente se persigue con todo ello%
• En el entorno entre empresas se pretende lograr que el intercam'io de datos
comerciales sea tan sencillo como ya casi lo es actualmente conectar un perif,rico a
un ordenador personal, gracias a la tecnología plug and play +conectar y funcionar-.
e esta forma, es de esperar que en un futuro cercano, cualquier compa*ía pueda,
por e3emplo, integrar directamente en su conta'ilidad las facturas de sus
proveedores reci'idas por e.mail, sea cual sea el país, la lengua, el ordenador o el
programa de gestión que utilicen cualquiera de ellos. Esta tecnología, e8tendida a
todos los documentos comerciales, puede minimizar e8traordinariamente las tareas
administrativas, optimizando los recursos y en definitiva, dinamizando las
transacciones comerciales entre las empresas.
• A la orden de 4comprar un ordenador portátil de menos de 0.C)) euros4 el sistema
de 'Asqueda actual en !nternet puede indicar miles de referencias sin inter,s y
requerir mAltiples consultas adicionales, antes de encontrar el resultado deseado.
#uando los grandes 'uscadores :e' integren la tecnología XML, será finalmente
posi'le encontrar la información necesaria de forma totalmente eficaz e incluso
ordenar la transacción al mismo tiempo, lo cual &ará de la 5ed una &erramienta
muc&o más eficaz para compradores de empresas y particulares o, incluso, por
a*adidura, para la simple 'Asqueda de información.
Codificación de Mateia!e"
9ara facilitar la localización de los materiales almacenados en la 'odega, las empresas
utilizan sistemas de codificación de materiales. #uando la cantidad de artículos es muy
grande, se &ace casi imposi'le identificarlos por sus respectivos nom'res, marcas, tama*os,
etc. 9ara facilitar la administración de los materiales se de'en clasificar los artículos con
'ase en un sistema racional, que permita procedimientos de almacena3e adecuados,
operativos 7peracionalización de la 'odega y control eficiente de las e8istencias.
;e da el nom're de clasificación de artículos a la catalogación, simplificación,
especificación, normalización, esquematización y codificación de todos los materiales que
componen las e8istencias de la empresa. Beamos me3or este concepto de clasificación,
definiendo cada una de sus etapas.
Cata!o#ación ;ignifica inventario de todos los artículos los e8istentes sin omitir ninguna.
La catalogación permite la presentación con3unta de todo los artículos proporcionando una
idea general de la colección.
Si$%!ificación: ;ignifica la reducción de la gran diversidad de artículos empleados con
una misma finalidad, cuando e8isten dos o más piezas para un mismo fin, se recomienda la
simplificación favorece la normalización.
E"%ecificación: significa la descripción detallada de un articulo, como sus medidas,
formato, tama*o, peso, etc. #uando mayor es la especificación, se contara con mas
informaciones so're el artículo y menos dudas con respecto de su composición y
características. La especificación facilita las compras del articulo, pues permite dar al
proveedor una idea precisa del material que se comprara. "acilita la inspección al reci'ir el
material, el tra'a3o de ingeniería del producto, etc.
No$a!i&ación: !ndica la manera en que el material de'e ser utilizado en sus diversas
aplicaciones. La pala'ra deriva de normas, que son las recetas so're el uso de los
materiales.
E"tandai&ación: significa esta'lecer id,nticos estándares de peso, medidas y formatos
para los materiales de modo que no e8istan muc&as variaciones entre ellos. La
estandarización &ace que, por e3emplo, los tornillos sean de tal o cual especificación, con lo
cual se evita que cientos de tornillos diferentes entre innecesariamente en e8istencias.
Así catalogamos, simplificamos, especificamos, normalización y estandarización
constituyen los diferentes pasos rum'o a la clasificación. A partir de la clasificación se
puede codificar los materiales.
C!a"ificación ' Codificación de !o" Mateia!e"
Así clasificar un material es agruparlo de acuerdo con su dimensión, forma, peso, tipo,
características, utilización etc. La clasificación de'e &acerse de tal modo que cada genero
de material ocupe un lugar especifico, que facilite su identificación y localización de la
'odega. La codificación es una consecuencia de la clasificación de los artículos. #odificar
significa representar cada articulo por medio de un código que contiene las informaciones
necesarias y suficientes, por medio de nAmeros y letras.
Los sistemas de codificación más usados son% código alfa',tico, num,ricos y alfanum,rico.
El sistema alfa',tico codifica los materiales con un con3unto de letras, cada una de las
cuales identifica determinadas características y especificación. El sistema alfanum,rico
limita el nAmero de artículos y es de difícil memorización, razón por la cual es un sistema
poco utilizado. El sistema alfanum,rico es una com'inación de letras y nAmeros yD a'arca
un mayor numero de artículos. Las letras representan la clase de material y su grupo en esta
clase, mientras que los nAmeros representan el código indicador del artículo.
IL(MINACIÓN DE (NA BODE)A
LAM*ARAS TLD STANDART
La iluminación fluorescente es eficiente y económica. La eficiencia +lumen>:att- de todas
las lámparas fluorescentes es alta, comparada a otras fuentes de luz. iferentes luminarias
están disponi'les para varias aplicaciones.
Las lámparas E$LE son lámparas de descarga de mercurio de 'a3a presión con un tu'o
claro de (D mm.
La pared interna del tu'o es recu'ierta con una mezcla de polvos fluorescentes.
Los colores standard E$LE poseen un moderado índice de reproducción de colores +!5#
C).FC-. 9articularmente la fran3a ro3a de la curva de distri'ución espectral es
moderadamente cu'ierta por los colores standard.
Los colores standard E$LE son 'astante utilizados en aplicaciones donde el rendimiento de
color no es un parámetro importante.
Los colores standard E$LE son 'astante utilizados en aplicaciones donde el rendimiento de
color no es un parámetro importante.
La eficacia de los colores E$LE standard es menor que los colores E$LE >1).
efinición
E$LE C son lámparas fluorescentes con un diámetro de 0Dmm , siendo G)H menores que
una lámpara fluorescente comAn E$LE .
LAM*ARAS TL+,O
Definición
E$LE C son lámparas fluorescentes con un diámetro de 0Dmm , siendo G)H menores que
una lámpara fluorescente comAn E$LE .
I Las lámparas pueden funcionar a una temperatura am'iente entre .0CJ# y KC)J# y
manifiestan pocas estrias inclusive en 'a3as temperaturas si son comparadas con las
lámparas E$LE.
Descripción
Las lámparas E$LE C ?7 fueron desarrolladas para alta eficiencia y miniaturización del
sistema. La familia E$LEC ?7 es indicada para instalaciones que necesitan alto flu3o
luminoso de las luminarias.
I La Altima tecnología fu, incorporada% La capa tri.fósforo en com'inación con un pre.
recu'rimiento.
I ;i es utilizado un 'alasto electrónico de alta frecuencia +?"- tipo 4cut.off4 sin un
electrodo adicional de calentamiento proyectado so're especificaciones nominales de la
lámpara, el flu3o luminoso má8imo es alcanzado apro8imadamente a LCJ# en posición de
funcionamiento universal.
I Las lámparas E$LE C ?7 fueron especialmente desarrolladas para funcionar con 'alasto
electrónico. e'ido a la alta tensión en la lámpara, la frecuencia de C) ?z no es
recomendada ni aceptada.
I El tu'o es G)H más delgado que las E$LE cuyo diámetro es de (Dmm. Esta lámpara
más delgada proporciona a los dise*adores de luminarias más li'ertad en el dise*o de sus
productos.
I La longitud fu, definida para facilitar la instalación en sistemas modulares de tec&o.
Caacte-"tica"
La calidad 9?!LL!9; está optimizada en las E$LEC resultando%
I /n alto flu3o luminoso de &asta GLC) lm.
I Mantenimiento del flu3o luminoso de acuerdo a las normas.
I /n índice de reproducción de colores de 1C.
I /na peque*a cantidad de mercurio +Lmg-.
I En un ciclo de L &oras de encendido la lámpara tendrá una vida de ()))) &oras si
funciona con 'alasto de encendido rápido de alta frecuencia.
I Estas lámparas son apropiadas para dimerización.
I Las lámparas pueden funcionar a una temperatura am'iente entre .0CJ# y KC)J# y
manifiestan pocas estrias inclusive en 'a3as temperaturas si son comparadas con las
lámparas E$LE.
Aplicaciones
Las lámparas E$LEC permiten mayor compactación y sistemas más eficientes. El &ec&o de
ser una lámpara menor y con mayor cantidad de lAmenes &ace de la familia E$LEC ?7 una
e8ecelente opción para iluminación arquitectónica y soluciones especiales. El alto flu3o es
optimizado para sistemas ópticos directo>indirecto en luminarias suspendidas y luminarias
de mesa en oficinas, almacenes, restaurantes y áreas de recepción. Además de esto, ellas
ofrecen soluciones económicas para iluminación con alturas considera'les como los
almacenes, industrias y tiendas de departamentos, 'ien como en aplicaciones en estantes
con efecto.
TLT S./
La iluminación fluorescente es eficiente y económica.
La eficiencia +lumen>Matt- de todas las lámparas fluorescentes es alta, comparada con
otras fuentes de luz.
iferentes luminarias están disponi'les para varias aplicaciones. Las lámparas E$LE$ son
lámparas de descarga de vapor de mercurio de 'a3a presión con formato tu'ular claro de
LL,C mm.
La pared del tu'o es recu'ierta internamente con una mezcla de polvos fluorescentes.
lA; LNM9A5A; O$LP$ ;uper >1) son producidas con um polvo fluorescente especial
+color >1)- que proporciona un 'uen índice de reproducción de colores +!5# Q 1)-
me3orando la apariencia de los o'3etos e8puestos y al confort visual en la e3ecución de
tareas, y alta eficiencia, con flu3o que es &asta ()H mayor que los O$LP$ ;tandard.
Las O$LP$ ;uper >1) son utilizadas en aplicaciones donde la reproducción de colores es un
factor importante como% escuelas, oficinas, almacenes, tiendas, recepciones de fá'ricas, etc.
Las lámparas E$LE$ color standard +patrón- tienen un índice de reproducción de colores
moderado +!5#.F)-.
9articularmente la fran3a ro3a de la distri'ución espectral está moderadamente cu'ierta
por los colores standard +patrón-.
Los colores standard +patrón- de las lámparas E$LE$ son ampliamente utilizados donde la
reproducción de colores no es un factor importante.
Las especificaciones de colores de las lámparas E$LE$ crean una cierta atmósfera.
E0EM*LO DE ALMACENES EN ES*A1A
Font Ve!!a: Reo#ani&ación de !o" f!23o" inteno" en e! a!$ac4n
La empresa "ont Bella &a logrado reducir los movimientos internos en su almac,n principal
gracias a la instalación de estanterías de paletización dinámica por gravedad, que acercan el
producto desde la parte central de la nave &asta los muelles de carga. e este almac,n,
situado al pie del manantial de ;ant ?ilari ;acalm +Rirona-, salen diariamente más de C.)))
paletas con agua em'otellada. "ont Bella &a instalado en el almac,n de su planta de
producción de ;ant ?ilari ;acalm estanterías de paletización dinámica con capacidad para
más de 0.()) paletas. El o'3etivo de esta solución de almacena3e es eliminar movimientos
dentro de la nave +de D.))) m( de superficie-, ya que la gran distancia que &ay entre el
punto de e8pedición de la planta de envasado y los muelles de carga o'liga'a a las
carretillas elevadoras a realizar la'ores de transporte interno. El almac,n del manantial está
preparado para acoger unas G.()) paletas con agua em'otellada en envase de plástico, lo
que prácticamente equivale a la producción de la fá'rica en una sola 3ornada de tra'a3o.
Esto o'liga a la nave de almacena3e a e8pedir mercancía continuamente, porque de lo
contrario la producción se vería afectada. Además, como la planta no cesa su actividad
durante los fines de semana, los viernes el almac,n de'e quedar completamente vacío, para
poder al'ergar las paletas del sá'ado y el domingo. e las instalaciones de ;ant ?ilari
;acalm salen a diario del orden de C.))) paletas, ya que a la producción de la planta
em'otelladora +"ont Bella ela'ora sus propios envases de plástico- se suman a diario otras
C)) paletas con agua en 'otella de vidrio. En la práctica, la manera de tra'a3ar de la fá'rica
convierte al almac,n en una instalación de cross-docking, puesto que la mercancía es
distri'uida inmediatamente y no llega a guardarse en stoc@. 9or este motivo, antes de
instalar las estanterías dinámicas, la mayor parte de la carga se almacena'a en el suelo, ya
que no era práctico ni renta'le u'icarlas en estanterías. ;in em'argo, la gran actividad del
almac,n o'liga'a a tener una flota de carretillas realizando continuamente movimientos
internos para acercar la mercancía &asta los muelles de carga. A&ora, con las estanterías
dinámicas son las paletas las que, deslizándose por caminos de rodillos, se acercan por
gravedad &asta los muelles y quedan listas para que las carretillas las carguen en los
camiones. ;o're esta me3ora en los movimientos internos, el responsa'le de e8pediciones
de "ont Bella, =osep 5uiz, e8plica que “el almacén es muy grande, y la mayor parte de la
flota de carretillas se pasaba el día transportando paletas desde el centro de la nave hasta
los muelles de carga. Nuestra intención era reducir al mínimo este tráfico intil y de!ar "ue
las estanterías dinámicas hiciesen esta labor de transporte interno#.
Cai!e" %aa 55 %a!eta"
El agua llega envasada y paletizada al almac,n a trav,s de tres montacargas que 'a3an el
producto desde la planta de envasado, situada en el piso superior. Al salir de estos
ascensores, las paletas son depositadas en caminos de rodillos, que las acercan &asta la
parte central del almac,n. En este punto, dos carretilleros se encargan de trasvasarlas a las
estanterías dinámicas, donde, por gravedad, se desplazan unos L) m &asta llegar 3usto frente
a los muelles de carga. Allí otras carretillas recogen la carga y la introducen en los
camiones. #on este sistema, la empresa se a&orra el paso intermedio de conducir las paletas
&asta la salida de la instalación, y de paso li'era personal y medios.
9ero a pesar de contar con esta solución, la instalación de'e realizar tantos movimientos de
paletas al día que el camino de rodillos que conecta los ascensores con la parte central del
almac,n no da a'asto. 9or este motivo, de los ascensores parte otro carril de rodillos, que
va preparando las paletas de cuatro en cuatro +con un peso total apro8imado de L.D)) @g-
para que un ro'ot guiado por láser las acerque tam'i,n &asta los muelles de carga, sin pasar
por las dinámicas.
Las estanterías dinámicas están divididas en dos comple3os. En el principal, que tiene unas
dimensiones de (F m de largo, 02 m de anc&o y D m de altura má8ima, &ay capacidad para
almacenar &asta 0.0(( paletas a tres alturas. #ada uno de sus (F caminos de pic@ing
dinámico Scon capacidad para (( europalestas de 1))80.()) mm y un peso por unidad de
2)) @gS tiene asignado un producto +&ay un cartel visi'le en los &uecos de entrada-. Este
comple3o está encarado a una fac&ada que cuenta con seis muelles de carga trasera.
El segundo comple3o de estanterías dinámicas da a otra de las fac&adas de la nave, que en
este caso cuenta con tres muelles de carga lateral. Aquí los carriles de rodillos +0( en total-
llegan &asta escasos centímetros de una de las puertas, de manera que las carretillas retiran
las paletas desde fuera del almac,n +el suelo del e8terior queda aquí a la misma altura que
el del interior y las carretillas no cargan los camiones por la trasera, sino por los laterales-.
Antes de instalar aquí estas estanterías, una carretilla i'a sacando la mercancía fuera de la
nave, mientras que otra se dedica'a a cargar los ve&ículos. #on el nuevo sistema, la
carretilla no de'e entrar en la nave, ya que retira las paletas de la estantería directamente
desde la playa e8terior. Este comple3o al'erga un má8imo de 0() paletas +0) por carril- y
tiene unas dimensiones de 0(,( m de largo, G,1 de anc&o y C,C de altura má8ima.
En algunas ocasiones, en las estanterías dinámicas no ca'en todas las paletas. #uando
alguno de los productos tiene llenos sus carriles, en lugar de utilizar cualquier otro la
empresa recurre a estanterías móviles +con capacidad para dos paletas en altura cada una- a
fin de acoger temporalmente la mercancía. “$e%clar productos dentro de la estantería
dinámica &asegura 'ui%& provocaría luego una caos a la hora de controlar el stock. (o
"ue hacemos es, en los ratos libres o por la noche, traspasar las paletas desde las móviles
hasta la dinámica#.
A!62i!e de a!$acene" e#2!adoe"
El esquema de fa'ricación está pensado para que la producción a'andone la instalación
inmediatamente con destino a los distintos clientes. 9or eso el almac,n del manantial es el
Anico que la empresa tiene en propiedad. 6o o'stante, cuando en ocasiones está pró8imo a
la saturación, "ont Bella recurre al alquiler de almacenes reguladores para retener
momentáneamente el stoc@. Los que utiliza &a'itualmente están situados en ;ant ?ilari
;acalm, Rirona y AlcalT de ?enares +Madrid-, pero puntualmente puede recurrir al
arrendamiento de otros.
La empresa requiere este tipo de su'contrataciones durante los meses de primavera,
cuando, en previsión de los picos de demanda que se producirán en verano, aumenta la
producción. El o'3etivo de estas contratas no es sólo evitar la insuficiencia de espacio en el
almac,n, o los pro'lemas que provocaría la distri'ución masiva en un periodo
relativamente corto de tiempo% de'e &acerse así porque en verano no puede fa'ricarse a
diario todo lo que el mercado demanda. #on esta sistemática se consigue que los picos de la
demanda no alteren la producción.
El programa informático que gestiona la instalación controla en todo momento el stoc@
disponi'le en el almac,n, así como lo que va a producir la fá'rica durante esa 3ornada y los
pedidos que se van a servir a lo largo del día. ;i el stoc@ final que resulta de realizar estas
operaciones se prev, demasiado alto, los responsa'les del almac,n UprovocanV pedidos
para los almacenes reguladores. e esta gestión se encarga el departamento de logística,
que es quien, cuando so'ra producto y falta espacio en el almac,n, de'e contratar el
transporte necesario para que durante la ma*ana siguiente se retire cuanta mercancía sea
necesaria.
La producción de la planta se &ace contra ese stoc@, a partir de un programa mensual
preesta'lecido en 'ase a las previsiones de venta. 6o o'stante, esta planificación va
sufriendo modificaciones conforme pasan las semanas, de forma que se adapta la
producción a las necesidades que van surgiendo. En cuanto a los envases, "ont Bella
compra la materia prima y fa'rica sus propias 'otellas. 9ara ello compra el plástico
+granulado en peque*as 'olitas- y lo transforma% &ace las preformas +tu'os-, que se 'ufan
dentro del molde de cada envase que se comercializa.
Te" $i!!one" de !ito"
La captación del agua que comercializa "ont Bella no procede de un Anico punto o
manantial, sino que se e8trae a trav,s de varios pozos localizados en el perímetro de
protección de la fá'rica +los pozos no se encuentran a la vista y su acceso está restringido y
controlado por cuestiones de &igiene y salu'ridad-. esde ellos se 'om'ea &asta unos
grandes depósitos centrales, de donde las máquinas de envasado van succionando el agua.
La producción diaria de la planta se sitAa entre los (,C y los L millones de litros.
"ont Bella posee un segundo manantial de agua, situado en ;igWenza +Ruadala3ara-, donde
tam'i,n cuenta con una planta em'otelladora y un almac,n. En este caso, el almac,n es
más peque*o que el de ;ant ?ilari de ;acalm, &asta el punto de que no ca'e ni tan sólo la
producción de un día, por lo que de'e estar continuamente e8pidiendo mercancía. En esta
planta tam'i,n se recurre al uso de almacenes reguladores, tanto para el stoc@ so'rante
como para realizar la distri'ución, ya que desde este manantial se suministra a la zona
centro, el sur y el oeste de Espa*a. El manantial de ;ant ?ilari ;acalm, por su parte, se
encarga de la distri'ución en #atalu*a y la zona de Levante.
La empresa no tiene camiones propios, de manera que todo el transporte está
su'contratado. "ont Bella suministra a los almacenes de las grandes superficies y a los
grandes distri'uidores, que son quienes se encargan de &acer llegar el agua a los miles de
puntos de venta +tiendas, 'ares, restaurantes, etc.-. En total, de la instalación salen cada día
entre 0D) y 0F) camiones contratados desde las oficinas centrales de la compa*ía en
<arcelona, a los que &ay que sumar los de los clientes que optan por ir &asta el manantial a
recoger sus pedidos.
Fic-a t&cnica del almac&n de paletización din(mica de Font .ella
Longitud de la estantería: 12,2 m y 27 m
Anchura de las estantería: 4,8 m y 19 m0
Altura de las estantería: 5,5 m y 6 m
i!eles de carga "altura#: $
% de huecos: 12 y 27
&aminos de 'ic(ing din)mico: 12 y 27
*nidad de carga: +uro'aleta de 800 , 1-200 , 1-700.1-500 mm
&arga m),ima: 900 (g.'aleta&a'acidad total: 1-242 'aletas "1-122 / 120#
CONCL(SIÓN
Es un &ec&o que la importancia de la logística ayuda que las empresas distri'uyan sus
productos en todos sus mercados donde est,n presentes, de esta manera se puede lograr una
efectividad en cuanto a los procesos de gestión y distri'ución.
La logística por lo tanto ayuda a la glo'alización evitando la dispersión , es decir, que todo
llegue en un lugar preciso y en el lugar adecuado.
Es indiscuti'le que la tecnología de &oy e8istente en relación a los equipamientos de una
'odega a impuesto que muc&as empresas tengan ,sta nueva tecnología, con el fin de
me3orar su calidad de servicio, ya que el sector de almacena3e esta directamente
influenciado por la tecnología y la automatización.
ic&as tecnologías aplicadas a la gestión de almacenes permiten en la actualidad acciones
inconce'i'les &ace un tiempo atrás. El alto nivel tecnológico que se alcanza es una
necesaria respuesta a las e8igencias de servicio y de precisión dentro de la cadena de
distri'ución.
La versatilidad y fle8i'ilidad a nivel de funcionamiento de los almacenes, poseen una serie
de venta3as , como reducir volumen almacenado , gracias a la optimización de la rotación .
En definitiva aplicar la logística en las 'odegas no ayudará a lograr una efectividad en los
procesos de gestión y distri'ución dentro de una 'odega.