You are on page 1of 8

Yola Big Dragster

15 de noviembre de 2002
Fama Chavadavar y las Enmascaradas $in Plata, intrépidas sarasas buscadoras del
performance ya tenían un largo rato planeando una jotería llamada Operación Vestida, su
idea era encerrar a unos trasvestis recién hechizados en la capilla de las ánimas del Ex-
Teresa durante cinco días. No cabe duda que una no sabe lo que hace en nombre de la
fama. Las Enmascaradas $in Plata de inmediato aceptaron y crearon sus personajes:
Francia Montebello, Carmensa Lopez, Mary Lox, Victoria Bose-abril, Genoveva Melo,
Kasandra Mendoza, Ana Luisa Burundi. Unos primores que ya afilaban las garras para
rasgar la tela divisora entre la ficción y la realidad al entrar al reality show producido por
Fama Chavadavar. Así en aquel encierro Frida arañaría a Ana Luisa, Ágata patearía a
Genoveva, La PeFePa la haría esquina a Kitty mientras ésta golpea a Victor, Alberto
respondería lanzándose contra Edgar, y Edith se limitaría a consolar a Efraín; es decir, a
ella misma. Pues las Enmascaradas $in Plata son hombres que llevan personajes sobre el
personaje: el cuerpo es un escenario, dicen ellas mientras se empelucan y empluman. Lo
cierto es que fue tendencia de temporada eso de vestir prenda sobre prenda y así lo
siguieron estas particulares nefandistas, muñecas de harapos y sométicos tontivanos.

Es por eso que ahora puedo contar en primera persona la experiencia del travestismo, por
mi tránsito por Operación Vestida como un mamacito más: fue como tener una Barbie®,
sólo que en este caso era yo mismo, pero otro a la vez, o mas bien otra. Doble placer: por la
fantabulosa jotería y por el guiño cómplice en el espejo a una misma. Pues ahí estaba la tal
Franka Polari, entiéndase aquel personaje que llamamos Omar, vistiendo a Franka,
personaje inventado en sus delirios de cagatintas, que a su vez creaba un nuevo personaje:
La Big Dragster, ex V.J. de la cadena MTV, expulsada de la cadena acusada por cargos de
acoso sexual a Ruth, la presentadora argentina. Franka fue la Big Dragster esa semana de
pelucas y a lo loco, la conductora oficial del rialiti chou. Así Franka Polari se inventó como
entrevistadora, conductora, animadora, perra ácida dolorosamente franca, toda una
mistress copia al carbón de las dominatrices electrónicas que poblaron la nueva televisión
mexicana en el despunte del siglo.
Operación Vestida cumplió sueños, no sólo a las concursantas, también a algunas de las
participantas. Al menos eso decía la propaganda oficial que Fama Chavadavar me
conminaba a recitar ante las audiencias que visitaban el Ex Teresa Arte Actual. Sin duda
puedo decir que a mí sí me cumplió, ya que fui la Big Dragster que hizo ver su suerte a los
sodomitas agrupados en la compañía de artes efímeras de bajo presupuesto. Operación
Vestida también le cumplió a Angelina, mejor conocida en los tableros comunitarios de
Yahoo® como Angel Sádico, pues al ganar un sorteo fue transformada en vestida por un
día y departió con el elenco de Operación Vestida en la intimidad del camerino. Genoveva
y Mary Lox se encargaron de hechizarla, aunque le disimularon el embarazo nada
pudieron hacer con la tarántula de la axila. La inexperiencia de la modelo y las
maquillistas logró que sus dientes compartieran el color de sus labios, así que las manchas
de bilé le daban el aspecto de una vestida caníbal de algún film gore italiano de culto del
que aún no hemos oído nada, como si fuera una aparición del futuro escapada de alguna
película enlatada. «Vestida por un día continuará...» Decía la propaganda que Fama
Chavadavar me pedía que recitara, aunque lo cierto es que no volvió a haber alguna
valiente ni muchas ganas por hechizar a alguna obviedad. Claro que no dejé de invitar a
través de mi columna a las incautas lectoras y con soltura escribí: « …y la próxima podrías
ser tú... ¿Te atrevieras a vestirte? ¿qué tipo de mujer serías? ¿Guarra, cachonda, fodonga,
Versión preliminar para Prensa
22
vampírica, inocente, fresa, lolita, maternal, lesbiana, puta, fierecilla, domada, feminista,
autónoma? A mí me gustaría ser todas... al menos una vez... ¿Y tú?».
Aún recuerdo a Fama Chavadavar recitando las reglas de oro en el camerino mientras
miraba fijamente los ojos de las Enmascaradas $in Plata: «No se pueden arrancar la peluca
ni arañar el rostro porque una vive de eso». Nunca olvidaré mis líneas con fines
promocionales ante las periodistas adamaneradas y demás travolteados de espectáculos:
«Operación Vestida terminará el próximo sábado 16 de noviembre, ¡ven!, conoce a la
ganadora y conoce a la invitada sorpresa para la conducción». Mi amiga Fama me hacía
manita de puerco y pellizquito de monja para que le promocionara el evento. Ese fue el
principio, pero también mi fin.
!
Chant una point una
«El joTao que puede ser expresado no es el verdadero joTao».
!
Chant una point dewey
«Yo no soy perra: Soy reciproca».
!
Chant una point trey
«Soy la diosa del trauma».
!
Chant una point quarter
«Polvo traslucido eres y en glitter te convertirás...».
!
Chant una point chinker
«El ardor en el chocho es la fuente de toda creación».
!
Chant una point sey
«La jugadora de juegos».
Versión preliminar para Prensa
23
!
Chant una point setter
«Yo soy la dama diamante».
!
Chant una point say dooe
«Inconcebible es el mundo de la pose y el devaneo».
!
Chant una point sey trey
«Quien da el placentero castigo».
!
Chant una point dacha
«Soy invocada cuando la furia bloquea el camino».
!
Chant una point long-dedger
«Echame más tierra, soy diva de favela. Tengo glamour nacional: Soy global de arrabal».
!
Chant una point kenza
«La señora del dolor».
!
Chant una point thirteen
«El bufe que puede nombrarse no es un verdadero bufe».
El Relato featuring Zag Zag Wanda
29 de noviembre de 2002
Cuando Zag Zag Wanda pasaba a tomar el té podía ser fantabulosa o por lo contrario, Nada
bona, como ella misma diría. Lo que hay que saber es que draga Wanda tiene una loca
manía de hablar en polari, esa lengua de torcidas inglesas que se forjó en las mollie houses
en el intercambio de lenguas con los marineros que les pasaron palabras de la lingua franca
del Mar Mediterráneo. Cuando Zag Zag Wanda nos quería recordar el noble origen de tan
bello paralenguaje se soltaba a cantar:

Versión preliminar para Prensa
24
«The Piccadilly Palare
Was just silly slang
Between me and the boys in my gang
So bona to varda. Oh you!
Your lovely eek and
Your lovely riah»
Nunca se tiene la seguridad con ella, es sin duda una mujer que combina sus accesorios
con el azar. «¿Y viste Operación Vestida?» Me pregunta mientras lima sus uñas púrpura
fosforescente importadas de Corea. Al instante le asesto varias cachetadas suficientes
como para cuartear su maquillaje: «Fucking Assblower, YO era la Big Sister en vestido de
espía china arrasando en casual chic ultra folk con auroras gender bender neomexicanistas
Ella sólo responde, «How butch honey!», al tiempo que se pega las pestañas postizas que se
le habían aflojado y revoloteaban como mariposas doradas sobre sus mejillas.

Zag Zag Wanda puede ser tan irritante. «Draga nanty dinarly, get out of here, this is my
polari». La única que jotea, se tuerce y se autoflagela con látigos de cuentas plateadas de
lentejuela, soy yo. ¡Entendido! Así que vuelve a tu lugar y sígueme preguntado sobre
Operación Vestida, que ahora hasta mi editor me obliga, no sólo mi amiga productriz
Fama Chavadavar. ¿Qué no viste que hasta galería de fotos hay en anodis.com?
Pues bueno, ¿en que estaba? Pues sí, yo era la Big Dragster de aquel performance fallido
gracias a Fama Chavadavar y otro tanto gracias a La Pelazo, la frígida institutriz pisaverde
de Operación Vestida. Aunque la verdad el nombre del antro de La Pelazo me recuerda un
poco la película de Frida: Una Ex Teresa hArto Actual. Aunque bueno, comprendan
porque acepté participar como Franka en aquella apología al mal gusto, a lo kitsch, a las
reinas de la primavera y a la fama instantánea: Todas llevamos dentro una Teresa que
quiere irse a Hollywood a ser Frida y pasear a Lila Downs en la alfombra roja de alguna
entrega de premios.
Hubo sin duda varios momentos especiales pero ninguno como la sesión de maquillaje.
Ana Luisa pedía un retoque de maquillaje cada quince minutos y solicitaba frenéticamente
algo llamado glick gloz, que no era otra cosa más que una chilanga pronunciación de lip
gloss. Y por supuesto, no podían faltar las exigencias de Genoveva, intoxicada por su
peluca rubia de contrabando chino reetiquetada como producto gringo en algún puerto de
la costa oeste (¡vivan las delicias de NAFTA!): «¡Así! !Así! ¡Más putesca!», repetía sin parar
a la maquillista Romelia Flowers.
Otro momento conmovedor fue Operación Vestida: Dos generaciones. Fue un suceso que
hasta hizo que valiera la pena la difamación de La Pelazo, que según nos picábamos antes
de vestirnos. ¡Heroína jamás! A excepción de la Mujer Maravilla claro. A todas nos
encantaría dar unos cientos de giros überchic y quedar maravillosamente mujer. Pues bien,
el encuentro de dos generaciones se había prometido como algo inédito: Tito Vasconcelos y
las Enmascaradas $in Plata. Claro que sólo fue otra promesa más de Fama Chavadavar y
la tía abuela Tita que apenas y nos saludó, pero sí que nos dedicó una ceja levantada cuál
arco del triunfo. Eso sí, Genoveva y Kasandra asaltaron el escenario antes de la
presentación de Tito y cantaron a capella algunos fragmentos de las Ultrasónicas en un
extraño collage.

«Vente en mi boca, chiquillo vente ya/A mí me gusta la fusca de Pedro». Tito las miraba
con fastidio, parece que ya estaba instalada en su personaje de muñeca fea, pobrecita, tenía
Versión preliminar para Prensa
25
una mirada como de recién salida del hospital de muñecas Barbie® a punto de ser donada
a las niñas pobres. Fortaleza querida ya ves como es esto de entregarse al público, yo por
eso mejor opto por entregarme públicamente.
*Ponía el punto final cuando entre las sombras apareció un rostro y me dijo algo sin
sentido. No reconocería a Yolanda hasta 12 años después cuando me repitió las mismas
palabras una noche en República de Cuba: «La vida es horrible Chopos Glam».*
Sin Título Cristián Hernández.
Fotograma de Video. Yolanda/Raúl de los Santos (2014)
!
Chant dewey point una
«Sey chenter dacha, trey chenter setter dacha and setter, dewey chenter trey dacha and trey, chenter
quarter dacha and quarter, otter dacha and sey trey, chinker dacha and chinker, trey dacha and
trey...»
!
Chant dewey point dewey
«De estos dos principios emergen los bufes,
ambos son llamados misterios».
!
Chant dewey point trey
«Yo no soy perra: Soy recíproca.
No soy culera: Estoy culeada».
!
Chant dewey point quarter
Versión preliminar para Prensa
26
«El bufe es artesanal, un brocado a mano; se agita como pulsera, llama la atención como
accesorio fuera de temporada, se porta como peluca fosforescente, refresca como abanico
de sándalo, engalana como vestido de quinceañera, inmortaliza cual ambrosía y asesina
como veneno amazónico: †Carne, huesos y tú†. Es un arte difícil y misterioso: #$%&'()*».
!
Chant dewey point chinker
«Con los dos contarás,
con cinco arrodillados
y sesenta y un empinados,
Todos multiplicado, entonces comenzarás.
Somética hedonista, te espera la felicidad
Póstrate en reina montando un delfín,
y no cuentes ni el principio ni el fin:
tu última gloria también será primera».
!
Chant dewey point sey
«Metreras: movimientos inmutables, carne de cambio: este verso será llamado el JoTao de
la Carne » .
!
Chant dewey point setter
«La jota tan sólo es medida para sus tacones, todo lo demás es mundo para andarlo con
buen contoneo».
!
Chant dewey point say dooe
«Siempre libre de la furia regodéate en el misterio,
con fuego en el chocho adorna la superficie».
And the winner is...
6 de diciembre de 2002
Súbitamente Zag Zag Wanda se liberó. Había estado frotando sus uñas de gel contra las
cuerdas que la retenían en la silla para que escuchara sobre la gala final de Operación
Vestida. Le grité de inmediato en polari: «¡Aunt Nell bona draga, sit down or I’ll use my bat to
ferricadoza your eek!», es decir, »¡Escucha doña vestida, siéntate o usaré mis pies para
golpear tu rostro!«. «Nanty in the fatcha», dice Zag Zag Wanda mientras se abanica, su »no
en el rostro« es enfático y contrasta con su gesto sumiso con el que escucha el relato sobre
la gala final. «Así me gustas más mana, calladita y no muy rezongona. Justo como te
prefiere María Master, la trasvestí sadomasoquista, pero ella te contaré luego», le dije
mientras proseguí con la historia.
Versión preliminar para Prensa
27
Durante el festival Kasandra recibió anónimos en el buzón del instituto Operación Vestida
que por ñoños no causaron inquietud sino carcajadas. No nos ponía nerviosas que andaba
un ano-monito por ahí escribiendo anónimos. Por lo contrario, sirvió para terminar de
cumplir mi sueño: Ser una agente encubierta en un concurso de belleza, en plan ‘Miss
congeniality’. Bueno, yo no seguí nombrando los ángeles de Charlie o la mujer biónica
porque La Pelazo pudo haber pensado que insistía con el tema de la heroína. Así que caso
cerrado, les mando un besito de vestida pop a las ano-nimias perdidas en el peso de los
años y las letras. «¡Chik!» (Nota: El vestido de besito kitsch no suena a smuack porque es
chasquido interdental y, además, es mas chic.)
(En algún instante en el camerino un diálogo a 7 voces): «!Otro bomberazo¡ ¿Alguna
puede salir de hostess? Hay un tiempo muerto... Este... ¿Se pueden inventar algo?»
«Pásame el Glick Gloss» «¿Qué tal?: ¡Operación Vestida el recuento detrás de las cámaras!»
«¡Pero si ni cámaras hubo mana!» «¡Zaz zaz culera, zaz zaz culerona, zaz zaz culeritzima!»
«Bueno, pero sólo si el productor me patrocina el lifting y la mascarilla de barro verde»
«¡Ya te chingaste Franka!» «Falta presupuesto para la sidra tipo champaña de las niñas»
«Más sombra negra» «Si pero nadie te va a ayudar a quitártela así que no te quejes
después perra» «Bueno Fama, pues te chingas tu, porque todavía no me he terminado de
enchinar las pestañas. Además hoy es la gala final y no voy a quemar mi numerito. Ya salí
de tecnotehuana, con huipil, enagua y trenza, no voy a salir con el mismo vestidaware»
«Una se pone sus moños después de una semana de estarse quemando el rostro con
maquillaje de dos por diez afuera del metro Pino Suarez».
El momento llegó y fui presentando a las concursantes: Ana Luisa, con un outfit reciclado
pues su madre la pescó sustrayendo sendo traje sastre del armario de la hermana;
Carmensa se enfundó en hechizo vestido de peluche rosa con rostro de gatito bizco entre
los senos; Francia finalmente se había acercado al look de chica fresa que no consiguió en
la semana; Genoveva se engalanó en Marilyn guevarista oculta tras un abrigo de piel
sintético; Kasandra arrasó con un corsé de la virgen de Guadalupe, esperaba un milagro y
no una aparición; Mary Lox se instaló en una versión draga de señora de Arboledas en
demasiados medicamentos controlados; y Vycktoria, que seguía la tendencia barroca y
vestía un corsé de angelitos. Los aplausos las intoxicaron mientras subían al escenario,
borrachas de fama y glamour de inventada, iniciaron la danza †como en un cabaret donde
soy la vedette borracha de frivolidad. Hedonismo sicalíptico: La vorágine del capital†.
Las ganadoras.
Fotografía archivo de Altarte. (2002)
Versión preliminar para Prensa
28
!
Chant trey point una
«En el camino de la torcida,
no erra la que se desvía,
falla la que no se empina».
!
Chant trey point dewey
La obra aforística de Franka Polari hay que ubicarla en un área ex/céntrica del
pensamiento lésbico-gays. Es teoría torcida, sin anglicismo por delante. Tal como ella lo ha
afirmado, «la teoría queer es a los estudios lésbico-gays, lo que Franka Polari es a la teoría
queer». Si bien para Deleuze los aforismos rompen la unidad lineal del saber, por su
ambigüedad barroca precisan de una cura, de una interpretación casi en el sentido
analítico, dicho de otra manera, de hacer hablar al síntoma. Aquí es donde se proclama
una declaración curatorial, para acotar, connotar y anotar la polifonía de la voz de este
personaje que al margen de la academia, tuerce la teoría, y casi en la orilla del activismo,
retuerce las acciones.
!
Chant trey point trey
«Pero de entre todos esos,
más misteriosa es la puerta del sendero al recto:
Miss Histeria».
!
Chant trey point quarter
«El Sindicato de Marikolas declara: Toda mujer es puta únicamente por manifestar deseo.
La mujer en el universo masculino es cuerpo-para-el-otro. «Todas son putas menos mi
mamá» es la consigna del macho. Lamentablemente la mentalidad machista se traslada a
los cuerpos de los sodomitas. Los buscadores de vírgenes anales dividen el mundo entre
jotas buenas y jotas malas (como si los extremistas de derecha hicieran diferencia entre las
decentes y las guarras)».
!
Chant trey point chinker
«La señora del trauma es el espejo del dolor:
Reflejo las desastrosas maneras en que los humanos interactúan.
Entonces los reflejos son deformados y distorsionados con ironía, humor y tristeza».
«Esta es tu voz».
Versión preliminar para Prensa
29