You are on page 1of 25

1

Universidad Técnica Federico Santa María
Sede Viña del Mar


Contrato De Seguro.
ELEMENTOS ESENCIALES, CONCEPTO DE INTERÉS
ASEGURABLE, PUNTOS CONFLICTIVOS Y SEGUROS DE
RESPONSABILIDAD CIVIL.
Preparado por:
Carlos Araya
Nicolás Riquelme

Carrera:
Ingeniería en Prevención de Riesgos Laborales y Ambientales.
Paralelo 467-B

Asignatura:
Riesgos patrimoniales.

Preparad para:
Profesor Patricio Olivares Figueroa.

En Viña del Mar, 14 de Agosto de 2014.
2


ÍNDICE.
Contenido
1.- INTRODUCCIÓN. ....................................................................................................................... 3
2.-ELEMENTOS DEL CONTRATO DE SEGURO. ..................................................................... 4
I) Riesgo asegurado. ............................................................................................................... 5
II) Estipulación de prima........................................................................................................... 7
III) Obligación condicional del asegurador de indemnizar. .............................................. 9
3.- INTERÉS ASEGURABLE. ...................................................................................................... 10
4.-PUNTOS CONFLICTIVOS QUE SE CORRIGIERON CON LA LEY. ............................... 14
5.-RESPONSABILIDAD CIVIL. .................................................................................................... 18
6.-CONCLUSIÓN. .......................................................................................................................... 24
7.- BIBLIOGRAFÍA. ........................................................................................................................ 25



3

1.- INTRODUCCIÓN.
El “Código de Comercio”, único regulador hasta el minuto de la industria
aseguradora, fue promulgado el 23 de Noviembre de 1865 y entró en vigencia el
1° de enero de 1867.
La primera gran modificación a la actividad, que nace bajo el título de “Ley de
Seguros”, llegó 70 años después, con la promulgación del DFL N° 25 (Decreto con
Fuerza de Ley) el año 1931.
Hubo intentos de modificación con poco éxito durante los años 2004 y 2012, los
cuales se enfocaron básicamente al consumidor a través del Sernac. En la
actualidad, y luego de la experiencia recogida a raíz del terremoto de 2010 –donde
se hicieron evidente diversas falencias en la regulación del mercado de seguros-,
los acelerados cambios tecnológicos de este siglo y de la creciente protección de
los derechos de las personas, evidenciaron la necesidad de contar con un nuevo
cuerpo legal que regulara adecuadamente el actual mercado de seguros en Chile.
A partir de todo lo anterior, nace la “Nueva Ley 20.667”, que tiene grandes
implicancias e involucra modificaciones sustanciales en la manera de operar y
gestionar los negocios por parte de las compañías de seguros.
En este documento realizaremos un profundo análisis de la ley 20.667
principalmente de su título VIII: Del contrato de seguro - Código de comercio, Libro
II: De los contratos y obligaciones mercantiles en general.
El principal objetivo de este documento es abordar la temática del Contrato de
seguro: Sus elementos esenciales, el concepto de interés asegurable, puntos
conflictivos y por último seguros de responsabilidad civil.




4

Trabajo Medular.
Para comenzar primeramente nos hacemos la siguiente interrogante: ¿Qué es un
contrato de seguro?
El contrato de seguro, es un acuerdo entre una persona denominada asegurador
que asume el riesgo que le traslada otra persona llamada tomador o contratante,
quien se compromete a pagar una prima al asegurador; este contrato debe reunir
los elementos esenciales, sin los cuales no produciría efecto alguno, los cuales
son los siguientes:
El riesgo asegurable, no es más que el suceso incierto que se asegura, por
ejemplo en un contrato de seguro de vida, el riesgo asegurable es la muerte.
La prima o precio del seguro, la suma de dinero a cargo del tomador del seguro
que debe pagarle al asegurador.
La obligación condicional del asegurador, es la condición de indemnizar al
asegurado en caso de que ocurra el suceso incierto.
2.-ELEMENTOS DEL CONTRATO DE SEGURO.
Según indica el Art. 521 de la ley 20.667:








Este artículo indica claramente cuáles son los elementos primordiales que debe
contener un contrato de seguro, y hace hincapié en la existencia de estos
elementos tiene que ser simultánea, en forma conjunta para que sea efectivo el
“Requisitos esenciales del contrato de seguro. Nulidad.
Son requisitos esenciales del contrato de seguro, el
riesgo asegurado, la estipulación de prima y la
obligación condicional del asegurador de
indemnizar”.
“La falta de uno o más de estos elementos acarrea la
nulidad absoluta del contrato”.
5

contrato de seguro, en caso de no presentarte estos 3 elementos el documento no
tiene efecto.
Como indica el Artículo 521 los elementos esenciales son:
I) Riesgo asegurado.
II) Estipulación de prima.
III) Obligación condicional del asegurador de indemnizar.
A continuación analizaremos estos 3 puntos de manera específica con el fin de
profundizar en estos prominentes conceptos.
I) Riesgo asegurado.
La importancia del riesgo está a la vista por el hecho de que forma parte de la
definición legal del contrato de seguro.
El concepto de riesgo representa un elemento primordial y característico del
seguro y podemos definirlo como la posibilidad de que por azar se produzca un
evento dañoso o que produzca una necesidad patrimonial.
A su vez la noción riesgo contiene 3 conceptos fundamentales:
1) Posibilidad.
2) Azar.
3) Evento dañoso o que produzca una necesidad patrimonial.
El concepto de posibilidad hace referencia a un evento futuro e incierto. Esta falta
de certeza puede referirse a si el evento se va a producir o, o, sabiendo que se va
a producir, la falta de certeza se refiere al cuándo.
En síntesis el concepto de posibilidad incorpora la noción de falta de certeza del
evento dañoso.
6

El concepto azar hace referencia a la naturaleza aleatoria de la producción del
evento, la imposibilidad de su predicción. Esto requiere que el evento no dependa
de la voluntad humana, consciente y deliberada.
La noción de azar incorpora la idea de aleatoriedad del evento, el juicio de no
poder determinar cuando este evento se va a materializar.
El concepto de que se trate de un evento dañoso o que produzca una necesidad
patrimonial, determina que el suceso tiene la facultad de producir una necesidad,
con independencia de que en el supuesto concreto tal necesidad se produzca o
no.
Es decir que este evento que tiene un potencial de daño tiene la capacidad de
producir un vacío, que sintetiza una necesidad que se debe solventar.
La falta de cualquiera de estos conceptos; posibilidad, azar y daño, supone la falta
de riesgo, lo que puede determinar la nulidad del contrato de seguro.
Nuevamente nos encontramos con el cumplimiento de ciertos parámetros para la
concreción del seguro, debemos estar conscientes en la definición de riesgo y los
elementos que debe cumplir para que surta efecto dicho contrato de seguro.
Según señala el Título VIII, en su artículo 513:



Según esta definición podemos interpretar que el riesgo es un evento que produce
un desmedro en el asegurado y que se traduce en dinero.
Otro punto bastante importante que debemos internalizar es que los riesgos
asegurables en el área de producción industrial están estrechamente ligados a los
riesgos operacionales, es decir a los relacionados con los procesos. Por lo tanto
nosotros como futuros profesionales del área de prevención debemos tener
conocimiento de esta aclaración.
Riesgo: La eventualidad de un suceso que ocasione al
asegurado o beneficiario una pérdida o una necesidad
susceptible de estimarse en dinero.

7

Por otra parte, y a modo de síntesis, no todos los riesgos son asegurables, por
eso el riesgo asegurable o asegurado se presenta con las siguientes
características: incierto, aleatorio, posible, futuro, concreto, fortuito, lícito y de
contenido económico. En un contrato de seguro, la aseguradora no puede asumir
un riesgo abstracto, sino que tiene que individualizarlo y limitarlo.
Sin riesgo no puede existir seguro, porque al faltar la posibilidad de que se
produzca el evento dañoso, no podrá existir daño y en consecuencia no se puede
pensar en ningún tipo de indemnización.

II) Estipulación de prima.
Según indica el artículo 512 de la ley 20.667:





Primero que todo debemos tener conocimiento del concepto de prima.
Según señala el Título VIII, en su artículo 513:


Es uno de los elementos indispensables del contrato de seguro. Es el precio del
seguro o contraprestación, que establece una compañía de seguros calculada
sobre la base de cálculos actuariales y estadísticos teniendo en cuenta la
frecuencia y severidad en la ocurrencia de eventos similares, la historia misma de
Contrato de seguro. Por el contrato de seguro se transfieren al
asegurador uno o más riesgos a cambio del pago de una
prima, quedando éste obligado a indemnizar el daño que
sufriere el asegurado, o a satisfacer un capital, una renta u
otras prestaciones pactadas.

Prima: La retribución o precio del seguro.

8

eventos ocurridos al cliente, y excluyendo los gastos internos o externos que tenga
dicha aseguradora.
La prima es un elemento esencial del contrato de seguro, desde el punto de vista
de la técnica aseguradora, porque la acumulación de primas permite constituir los
fondos necesarios para hacer frente al pago de los siniestros y; desde el punto de
vista jurídico, porque el contrato de seguro es un contrato oneroso.
Los sujetos del pago son el contratante, como deudor de la obligación, y el
asegurador, como el acreedor de la prima.
Si no se ha pagado la prima antes de producirse el desastre o accidente, el
asegurador se libera de la obligación contraída en el contrato. También, salvo
pacto en contrario, es pagada en dinero; su pago es de carácter obligatorio para el
contratante según las condiciones establecidas en la póliza de seguros.
El pago de la prima constituye la obligación principal del asegurado y se
corresponde con la del asegurador de pagar la prestación pactada.
Es decir, el asegurado estará obligado a pagar la prima en la forma y época
pactadas.
La modificación de la prima, podrá realizarse de mutuo acuerdo entre las partes o
de acuerdo a las reglas establecidas en el propio contrato, pero no de forma
unilateral por una de las partes. Además, toda modificación del contrato debe
formalizarse por escrito.
Si disminuye el riesgo asegurado la prima se ajustará al riesgo que efectivamente
asuma el asegurador desde el momento en que éste tome conocimiento de ello.
El pago de la prima se efectúa antes del comienzo de la cobertura del riesgo por el
asegurador. Por ello, se establece que si se han pactado primas periódicas, la
primera de ellas será exigible una vez firmado el contrato. Por ello, salvo pacto en
contrario, si la prima no ha sido pagada antes de que se produzca el siniestro, el
asegurador quedará liberado de su obligación.
9

III) Obligación condicional del asegurador de indemnizar.
Esta obligación constituye otro de los elementos necesarios del contrato de
seguro, ya que si no se indica el contrato no surte efecto, resultando ineficaz de
pleno derecho.
Este elemento resulta trascendente porque representa la causa de la obligación
que asume el contratante de pagar la prima correspondiente. Debido a que este se
obliga a pagar la prima porque aspira que el asegurador asuma el riesgo y cumpla
con pagar la indemnización en caso de que el siniestro ocurra.
Esta obligación depende de la realización del riesgo asegurado. Esto no es sino
consecuencia del deber del asegurador de asumir el riesgo asegurable. Y si bien
puede no producirse el siniestro, ello no significa la falta del elemento esencial del
seguro que ahora nos ocupa, por cuanto este se configura con la asunción
del riesgo que hace el asegurador al celebrar el contrato asegurativo, siendo
exigible la prestación indemnizatoria sólo en caso de ocurrir el siniestro.
Es un deber que se impone a la aseguradora para el caso de que produzca el
siniestro cubierto por la póliza una vez realizadas las comprobaciones y
verificaciones, dentro de los límites del contrato. El evento dañoso debe ser
susceptible de ser traducido en dinero. No se pueden asegurar los daños morales
a menos que su importe quede determinado en la póliza.
La indemnización, es la contraprestación a cargo del asegurador de pagar la
cantidad correspondiente al daño causado por el siniestro, en virtud de haber
recibido la prima.
En síntesis la obligación condicional del asegurador de indemnizar, se refiere al
deber que tiene el asegurador de pagar la indemnización a los beneficiarios
en caso de siniestro, según los montos, términos y condiciones fijadas en el
contrato.


10

3.- INTERÉS ASEGURABLE.

Según el artículo 512 de la ley 20.667:



Es decir, que este concepto sencillamente se refiere al elemento que se desea
proteger, que posee un potencial de riesgo.
En general, el objeto inmediato del contrato es la obligación que por él se
constituye, pero como ésta, a su vez, tiene por objeto una prestación de dar, hacer
o no hacer, se llama ordinariamente objeto del contrato a las cosas o servicios que
son materia, respectivamente, de las obligaciones de dar o de hacer.
La obligación principal del asegurador tiene por objeto o prestación la tutela del
interés amenazado por el riesgo asegurado, mientras no se haya producido el
siniestro, y esta obligación se convierte en la de indemnizar el daño causado, si el
siniestro se produce.
Por interés asegurable se entiende la relación lícita de valor económico sobre
un bien. Cuando esta relación se halla amenazada por un riesgo, es un interés
asegurable.
El interés asegurado tiene necesariamente un valor económico, que en unos
seguros (los de cosas) se determina a posteriori mediante la correspondiente
tasación pericial, y en otros (los de personas) se determina a priori, contractual o
legalmente. No obstante, en aquellos seguros, al tiempo de formalizarse el
contrato se fija unilateralmente por el asegurado la cantidad que él estima
suficiente para reparar el daño en caso de siniestro, esta cantidad llamada suma
asegurada, representa el valor aproximado del interés, sirve de base para calcular
la prima (a mayor suma, mayor prima) y de límite contractual a la futura prestación
del asegurador. El ideal es que exista coincidencia entre el valor del interés y la
suma asegurada, pero la discordancia siempre es posible, pues, como hemos
Aquel que tiene el asegurado en la no realización del riesgo, sin perjuicio de
lo dispuesto en el artículo 589 en relación a los seguros de personas.

11

dicho, esta última la fija libremente el asegurado y, deliberadamente o por error,
puede fijarla en cantidad distinta del valor del interés.
En principio se pueden asegurar todas las cosas materiales (automóviles,
viviendas, negocios, etc.) e inmateriales (perjuicios económicos, paralización de
actividad, etc...), además se puede asegurar la vida y el patrimonio.
Para que la cosa sea susceptible de ser asegurada debe cumplir con los
siguientes requisitos:
 Debe tratarse de una cosa corporal o incorporal.
 La cosa debe existir al tiempo del contrato, o al menos al tiempo en que
empiecen a correr los riesgos o daños
 La cosa debe ser tasable en dinero
 La cosa debe ser objeto de una estipulación lícita
 La cosa debe estar expuesta a perderse por el riesgo que corre el asegurado

Al contrario, no se pueden asegurar:
 Los riesgos especulativos (precepto básico: "La indemnización no constituye
ganancia").
 Los objetos del comercio ilícitos.
 Las cosas en donde no existe un interés asegurable.
El Artículo 520 de la ley 20.667 indica lo siguiente:








Este artículo enfatiza la presencia del interés al momento de materializarse el
daño, y si este no está vigente, el contrato finaliza y el asegurado podrá exigir
dinero a cambio.
Interés asegurable. El asegurado debe tener un interés asegurable, actual o
futuro, respecto al objeto del seguro. En todo caso es preciso que tal interés
exista al momento de ocurrir el siniestro.
Si el interés no llegare a existir, o cesare durante la vigencia del seguro, el
contrato terminará y el asegurado tendrá derecho a la restitución de la parte
de la prima no ganada por el asegurador correspondiente al tiempo no
corrido.
12


El Artículo 546 de la ley 20.667 indica lo siguiente:






Este artículo estipula que todo individuo que posea un interés patrimonial, puede
acordar un contrato de seguro contra daños, pero si este interés asegurable al
momento del evento no deseado se disipa, el asegurado no tendrá derecho a la
indemnización.
El Artículo 561 de la ley 20.667 indica lo siguiente:













Este artículo indica que en caso de pérdida o destrucción de la cosa asegurada,
causada por un hecho no protegido por el contrato, se procederá al término de
este y el contratante podrá exigir la devolución de la prima.







Interés asegurable. Toda persona que tenga un interés patrimonial, presente o futuro,
lícito y estimable en dinero, puede celebrar un contrato de seguros contra daños.

Si carece de interés asegurable a la época de sobrevenir un siniestro, el asegurado
no podrá reclamar la indemnización; pero en todo caso tendrá el derecho que le
otorga el inciso segundo del artículo 520.

Pérdida de la cosa asegurada. La pérdida o destrucción de la cosa
asegurada o sobre la cual recae el interés asegurable, provocado por
una causa no cubierta por el contrato de seguro, producirá su
terminación e impondrá al asegurador la obligación de devolver la prima
conforme a lo establecido en el inciso segundo del artículo 520.
Si la pérdida o destrucción fuere parcial, se reducirán la cantidad
asegurada y la prima en la proporción que corresponda.
13

El Artículo 589 de la ley 20.667 indica lo siguiente:














Este artículo hace alusión al interés asegurable en los seguros de personas. Estos
pueden ser acordados por el asegurado o por una tercera persona. Pueden ser
determinados para proteger la vida propia o la de otro individuo, tanto para muerte
como sobrevivencia o ambos.
En el caso de seguro de muerte, debe contar con el consentimiento de la persona
asegurada, cuando son distintas personas el contratante y el beneficiario.
También señala que en el caso de menores de edad e incapacitados no se podrá
concretar contratos de seguros de muerte.
Y por último señala que si no se siguen estas directrices el contrato no tiene
efectividad, es decir que tiene un carácter de nulidad.




Interés asegurable en los seguros de personas. Los seguros de personas pueden ser
contratados por el propio asegurado o por cualquiera que tenga interés. El seguro de vida
puede estipularse sobre la vida propia o la de un tercero, tanto para el caso de muerte
como para el de sobrevivencia o ambos conjuntamente.
En los seguros para el caso de muerte, si son distintas las personas del tomador del
seguro y del asegurado, será preciso el consentimiento escrito de este último, con
indicación del monto asegurado y de la persona del beneficiario. No se podrá contratar un
seguro para el caso de muerte, sobre la cabeza de menores de edad o de incapacitados.
Los seguros contratados en contravención a estas normas serán absolutamente nulos y el
asegurador estará obligado a restituir las primas percibidas, pudiendo retener el importe de
sus gastos, si ha actuado de buena fe.

14

4.-PUNTOS CONFLICTIVOS QUE SE CORRIGIERON CON LA LEY.
1.- La agravación de riesgos se regula en una forma clara y ordenada, abarcando
todas las situaciones que pueden presentarse, dando la solución apropiada para
cada una de ellas.
2.- Se regula la concurrencia de intereses entre el asegurado y el asegurador (por
su derecho de subrogación), para cobrar perjuicios a los terceros responsables del
siniestro en todo tipo de seguros. (Art. 534).
3.- Se admite la posibilidad de cubrir e indemnizar siniestros originados con culpa
grave del propio asegurado (Art. 535), como el accidente de un automóvil cuyo
conductor no respeta un disco Pare, que en la legislación actual se encontraba
prohibida, aunque superada por la práctica de la actividad aseguradora.
4.- Se sanciona con la nulidad o la resolución del contrato la presentación de
información sustancialmente falsa al celebrar el contrato o al reclamar la
indemnización de un siniestro respectivamente. El asegurador tendrá derecho a la
prima, cobrar los gastos y la acción criminal correspondiente (Art. 539).
5.- Se establece la obligación de las compañías de seguro de remitir a la SVS
copia de las sentencias dictadas en las disputas sobre el contrato, facilitando así la
formación de una recopilación jurisprudencial que reúna sentencias dictadas tanto
por la justicia ordinaria como por árbitros.
6.- Se contempla una solución adecuada y clara para el aseguramiento de
universalidades y para justificar la existencia y valor de los bienes que la
componen al tiempo del siniestro (Art. 548).
7.- Se aclara que el principio de indemnización solo se aplica en los seguros de
daños (Art. 550).

8.- Se admite expresamente la posibilidad de cubrir el lucro cesante mediante un
pacto (Art. 551).
9.- Se deja claramente establecido el concepto de suma asegurada y su relación
con el valor efectivo del bien al tiempo del siniestro y las consecuencias que
surgen de ella. (Art 552) así como también el de la regla proporcional (Art 553).
10.- Se reconoce a los seguros a valor convenido (Art 554) y se admite la
posibilidad de la cobertura de seguros a valor de reposición y la de mercaderías a
15

precio de mercado, que hace largo tiempo que venían usándose, a pesar de no
estar reconocidas en las antiguas normas. (Art 555).
11.- Se regulan los efectos del coaseguro (Art 557) y del sobreseguro (Art. 558).
12.- Se prescribe que la obligación natural del asegurador es indemnizar el
siniestro en dinero, pero se admite el pacto de que se haga mediante la reparación
o reposición del objeto asegurado (Art 563).
13.- Se regula el ejercicio de derechos de terceros sobre la indemnización. (Art.
565)
14.- Se dictan normas particulares para algunos de los más importantes seguros
reales y patrimoniales, entre estos últimos al seguro de responsabilidad civil, en el
cual la quiebra, muerte, imposibilidad o inactividad del asegurado no afectan los
derechos del tercero a la indemnización, porque el asegurador debe pagarle la
indemnización a él y no al asegurado; y al de caución, cuya eficacia se refuerza al
establecerse que el asegurador puede pagar al acreedor no obstante las
excepciones o defensas que oponga el asegurado (Art. 582) y se consagra el
seguro de caución a primer requerimiento en cuyo caso la indemnización deberá
ser pagada en el plazo establecido en la póliza, no obstante, la aparición de
excepciones por parte del afianzado (583).

15.- Se regula apropiadamente el reaseguro, particularmente en lo concerniente a
que:
a) Servirán para interpretar el contrato de reaseguro, los usos y costumbres
internacionales (Art. 585).
b) Se admite la posibilidad de que en el contrato de reaseguro se convenga:
a)que los pagos por siniestros se hagan directamente por reasegurador al
asegurado; y b) que en caso de siniestro el asegurador directo ceda al asegurado
los derechos que emanen del reaseguro para cobrarle al reasegurador (Art. 586).
16

c) En las controversias sobre reaseguros, las partes podrán acordar que ella se
resuelva conforme a las normas sobre arbitraje mercantil internacional previstas
en la ley chilena (Nuevo Art. 29 del DFL 251).
16.- En los seguros de vida sobre la vida de un tercero se prescribe que será
preciso su consentimiento para contratarlo y se prohíbe contratar seguros de vida
sobre la cabeza de menores e incapacitados (Art. 589); y
17.-Se introduce en el Código Penal la figura del “fraude al seguro” (Art. 470 N°
10).

Las principales innovaciones que establece la ley son las siguientes:
El contrato de seguro puede ser probado por cualquier medio, como mensajes de
correo electrónico y cualquier sistema de transmisión y registro digital o electrónico
de la palabra escrita o verbal.
Reticencias. El deber de revelación del asegurado ha ido cambiando en contra de
las compañías de seguro. De esta manera, el asegurado no tendrá el deber de
revelar circunstancias relevantes para determinar los riesgos, a menos que sea
solicitado específicamente por la Compañía de Seguros.
Agravación de los riesgos. Se introducen regulaciones detalladas sobre la
revelación de eventos que agravan los riesgos del asegurado. Sin embargo,
respecto de los seguros personales, incluyendo los seguros personales aplicables
a actividades peligrosas, son inexplicablemente excluidos de esta regulación.
Reconocimiento de la contratación colectiva de seguros, con regulación específica
de la forma y emisión de certificados de seguro.
Se regula el "derecho de retracto", estableciendo el derecho para el asegurado de
retractarse del contrato de seguro celebrado a distancia. Este derecho puede ser
ejercido dentro de 10 días contados desde la recepción de la póliza, sin expresión
17

de causa y sin cargo alguno para el asegurado, teniendo el derecho a devolución
de la prima pagada.
El asegurado tiene más libertad que el asegurador para poner término anticipado
al contrato.
Las disposiciones de esta ley que rigen al contrato de seguro son imperativas, es
decir, tienen carácter de orden público, excepto en relación con los seguros de
daños en que tanto asegurado como beneficiario sean personas jurídicas y el
monto de la prima anual sea superior a 200 Unidades de Fomento.
(Aproximadamente US$9.500).
Los conflictos entre asegurado y asegurador podrán ser resueltos por árbitros,
pero en las disputas entre asegurado y asegurador que surjan con motivo de un
siniestro de monto inferior a 10.000 Unidades de Fomento (Aproximadamente
US$475.000), el asegurado podrá ejercer su acción ante la Justicia Ordinaria.
Las Compañías de Seguros deberán enviar a la Superintendencia de Valores y
Seguros copia autorizada de las sentencias definitivas que se pronuncien sobre
materias propias de la ley que regulan el contrato de seguro, dictadas en procesos
en que hayan sido parte, las cuales quedarán a disposición del público, mejorando
enormemente el acceso a los precedentes.
Por primera vez, se establece el reconocimiento específico y regulación para cierto
tipo de seguros, como el seguro de robo, hurto y otras sustracciones, el seguro de
responsabilidad civil, el seguro de pérdida de beneficios, el seguro de crédito y el
seguro de caución.
Otras mejoras introducidas por esta nueva ley incluyen reglas de concurrencia de
pólizas, la regulación del interés asegurable (que está mejor definido en
conformidad a los distintos tipos de seguros) y la concurrencia de causas de
siniestros.
18

5.-RESPONSABILIDAD CIVIL.


Desde el punto de vista del Derecho Civil la responsabilidad se define como "la
obligación que pesa sobre una persona de indemnizar el daño sufrido por otra".
Se dice que una persona está afecta a responsabilidad cuando está obligada a
reparar el perjuicio experimentado por otra persona. La responsabilidad civil puede
ser de dos clases según cuál sea su fuente u origen.
Una es la llamada RESPONSABILIDAD CIVIL CONTRACTUAL que supone la
existencia previa de un contrato; y otra la llamada RESPONSABILIDAD CIVIL
EXTRACONTRACTUAL cuya fuente son los llamados delitos y cuasidelitos
civiles.

Este seguro tiene por objeto cubrir lo siguiente:
Asegurar, dentro del límite de la garantía o suma asegurada, la responsabilidad
civil extracontractual en que incurre el asegurado, a consecuencia de daños
materiales y/o corporales de terceros por sus productos o por su actividad,
siempre que las reclamaciones se presenten dentro de la vigencia de la póliza o
dentro de un plazo legal contados desde la fecha de la primera notificación del
incidente o de circunstancias que revelaron ser la causa de la reclamación, esta
última ocurrida siempre dentro de la vigencia de la póliza.
La responsabilidad civil debe ser reconocida por los tribunales civiles competentes
(por sentencia ejecutoriada) o determinadas de común acuerdo por transacción
aceptada por la compañía (extrajudicialmente).
19


Límite Asegurado:
El límite de cobertura es el monto elegido por el propio asegurado, el cual se
establece como límite comprensivo en daños materiales y corporales de terceros,
por evento y por todos los pagos acumulados durante la vigencia del seguro,
incluidos gastos de defensa.

Condiciones de Cobertura:
El seguro en Chile opera de acuerdo a las condiciones registradas en el registro
de pólizas de la Superintendencia de Valores y Seguros.
La póliza base es la denominada "Póliza de Responsabilidad Civil General"
inscrita en el registro de pólizas bajo el código POL 1 91 086 la cual entrega todas
las disposiciones generales del contrato de seguros, definiendo entre otros, el
objeto del seguro, riesgos excluidos, jurisdicción aplicable (tribunales chilenos),
etc.
A partir de estas condiciones generales, es necesario complementar la protección
integral del ramo a partir de las necesidades particulares de cada asegurado,
dependiendo de su giro o actividad, permitiéndose incluir las siguientes opciones
de coberturas bajo el formato de cláusulas adicionales u opcionales, las cuales
permiten asegurar determinados riesgos excluidos bajo el formato de condiciones
generales:

Para la explotación de empresa en particular, la siguiente es la relación de
cláusulas aplicables:


20


 Responsabilidad civil de explotación de empresa
Esta cláusula cubre la responsabilidad civil derivada de la operación de la
empresa, utilizando para tales fines instalaciones y personal dependiente,
dentro de los recintos o predios de la misma.

 Responsabilidad civil de productos
Esta cláusula cubre la responsabilidad civil como consecuencia directa del
uso o consumo de los productos fabricados y distribuidos por el asegurado.

La línea divisoria entre la RC de explotación de empresa y la RC de
productos se sitúa en el momento de la entrega. Con anterioridad a la
misma estaríamos en presencia de un siniestro atribuible a la cobertura de
explotación. Con posterioridad a ella, el siniestro caerá dentro del seguro de
RC de productos.

 Responsabilidad civil patronal
Esta cláusula está destinada a proteger al asegurado de eventuales
demandas de sus trabajadores o sus beneficiarios que, producto de una
accidente laboral y existiendo responsabilidad comprobada del empleador,
protege a este último de las indemnizaciones fijadas bajo sentencia judicial
y que excedan las leyes laborales vigentes. Esta cláusula por lo general
contempla un sublímite de garantía máxima.

 Responsabilidad civil de transporte
Esta cláusula cubre la responsabilidad civil como consecuencia directa
producida por la carga transportada. Se debe tener presente que esta
21

responsabilidad cubierta no tiene relación con la responsabilidad civil
incurrido por el vehículo transportador.

 Responsabilidad civil de construcción
Esta cláusula cubre la responsabilidad civil extracontractual que puedan
ocasionarse a terceros (daños a personas y daños materiales) como
consecuencia directa de daños que puedan producirse a consecuencia de
la ejecución de un contrato de construcción.

 Responsabilidad civil Cruzada
Esta cláusula cubre la responsabilidad civil extracontractual que puedan
ocasionar los asegurados adicionales expresamente incluidos e
identificados en las condiciones particulares de la póliza a terceros (daños a
personas y daños materiales) como consecuencia directa de daños que
puedan producirse a consecuencia de la ejecución de un contrato.

Para los efectos de esta cláusula se consideran terceros todas las personas o
entidades distintas de los asegurados, por lo que no se consideran terceros a
ningunos de los asegurados ni sus empleados, socios, representantes o
apoderados.

Características.
 Puede ser contratado de manera individual o colectiva.
 Su contratación es generalmente voluntaria.
 Tiene una vigencia definida.
 Normalmente contemplan un deducible (monto de cargo del asegurado).
22

 Requieren sentencia judicial ejecutoriada que establezca la responsabilidad
del asegurado o de transacción judicial o extrajudicial celebrada por el
asegurado con el consentimiento del asegurador.

Normalmente excluyen:
 El actuar doloso del asegurado.
 Cauciones que deba rendir el asegurado, multas y sanciones pecuniarias a
que sea condenado el asegurado.
 Daños causados por asegurados que actúen bajo la influencia de tóxicos,
narcóticos o alcohol.
 Daños causados por guerra, guerra civil, revolución, motín, huelga, tumulto
popular, huelga o lock-out, incluyendo también la quiebra del asegurado.
 Acto realizado fuera del territorio nacional.

Precauciones y advertencias.
Al contratar un seguro de responsabilidad civil, previo a dar la conformidad a las
condiciones ofrecidas por la Compañía de Seguros es importante tener en cuenta
las siguientes recomendaciones:
Leer detenidamente y asegurarse de comprender la propuesta del seguro antes de
suscribirla, así como las condiciones generales de la póliza.
Antes de firmar la propuesta del seguro, tener claro:
1. Cómo y bajo qué condiciones se renueva el seguro.
2. De qué manera se va a reajustar el costo del seguro, en caso de renovación.
3. En qué casos el seguro no pagará.
4. Los requisitos para cobrar el seguro.
23

5. El período de cobertura y vigencia del seguro.
 Solicitar a la aseguradora o corredor de seguros, en su caso, su contrato y
verifique que las condiciones particulares correspondan a lo acordado. Si se
trata de seguros colectivos, solicitar certificado de cobertura.
 Tener en cuenta la clasificación de riesgo de la compañía que ofrece el
seguro de responsabilidad civil.
 Compruebe que los corredores de seguros se encuentren inscritos en el
Registro de la SVS.
 Tener presente que las compañías de seguros pagan una comisión a los
corredores de seguros por su labor de asesoría, quienes deben actuar en
forma independiente con distintas compañías, y en algunos casos a sus
agentes de ventas, quienes sólo pueden actuar para una compañía de
seguros para la cual trabajan.












24


6.-CONCLUSIÓN.

El objetivo del contrato es el de indemnizar al asegurado, previo pago de una
prima al asegurador, pero para que esta indemnización se concrete el contrato de
seguro debe poseer conjuntamente los 3 elementos abordados en este
documento: riesgo asegurado; que es un hecho incierto que puede suceder y que
es descrito en el contrato de seguro, la estipulación de la prima; que se refiere a
la suma de dinero que cancela el asegurado a cambio de una indemnización en
caso de ocurrir un evento no deseado y por último, la obligación condicional del
asegurador de indemnizar, que está a cargo de la aseguradora ya que esta recibió
a cambio el pago de la prima. Otro concepto que también es prominente en el
contrato de seguro es el interés asegurable que se traduce en la necesidad del
asegurado de querer proteger un objeto o persona.
Nosotros como futuros ingenieros en prevención de riesgos debemos tener
conocimientos de estos componentes fundamentales de los contrato de seguro, y
tener conocimiento sobre todo de la póliza de seguros, que contiene las
generalidades del seguro. Debemos manejar esta información totalmente, ya que
si no estamos cumpliendo con las obligaciones dispuestas en el contrato, la
indemnización no tendrá efecto, por lo tanto podemos concluir que “No por tener
un contrato de seguro, estamos asegurados”, debemos cumplir las disposiciones
para que el seguro surta efecto.
Por último debemos estar conscientes que los eventos que debemos asegurar en
las empresas son aquellos que tienen una baja probabilidad y un alto impacto, ya
que son estos los que producen una desestabilización en la empresa, y podrían
traer consecuencias mayores.


25

7.- BIBLIOGRAFÍA.

 Ley Nº 20.667.
 Código de Comercio.
 www.leychile.cl/
 www.bcn.cl/