El sentido de educar: crítica a los procesos de

transformación educativa en Argentina, dentro del marco
Latinoamericano
Rigal, Luís. El

sentido de educar: crítica a los procesos
de transformación educativa en Argentina, dentro
del marco Latinoamericano. Buenos Aires: Miño y Dávila, 2004.
(Ficha Bibliográfica)
Capítulo 1
Lo instrumental y lo sustantivo al hablar de transformación educativa
Claves para pensar el futuro de nuestra educación
Todos los días diversas circunstancias, dramáticas o perversas, muestran
patéticamente los quiebres que afectan a nuestra sociedad. El quiebre por la
exclusión social de una parte importante de nuestra sociedad, el quiebre por la
debilidad de la regulación social ejercida por nuestras instituciones, el quiebre por
la laxitud y atomización de los lazos que deben organizar nuestra sociedad civil, el
quiebre por la apatía y falta de protagonismo por la que transitan las experiencias
de ciudadanía. Quiebres todos ellos que plantean cruciales desafíos a la educación y a la escuela.
Este es un momento de crisis, en el profundo sentido gramsciano:
momento en el cual lo viejo está agonizando o muerto y lo nuevo aún no ha
terminado de nacer. Momento, por lo tanto, de incertidumbre -la muerte de lo viejo
aniquila también las ya viejas certezas -y de fragmentación -lo vigente se ha
trizado y no se percibe cómo recomponerlo-.
Una de las manifestaciones de esta crisis es la incertidumbre, sobre todo
cuando está asociada a la falta de porvenir. Se transforma así en la certidumbre
de un vacío, el del futuro inexistente. Es una temporalidad congelada, en la que
aparece como inconcebible un mundo diferente. Por lo tanto, la única consigna de
una sociedad sin consignas es la resignación o la fuga hacia delante.
En nuestro caso hoy, la visión de la sociedad fragmentada socialmente
muestra, además, sujetos sociales profundamente diferentes y en situaciones de
extrema desigualdad, relacionados pero no articulados entre sí, recompuestos
dentro de un espacio ideológico común hegemonizado por el modelo dominante
que aún asigna a la escuela un relevante papel, si bien no exclusivo, como
vehículo de esta hegemonía.
Dentro de este escenario, la crisis, la incertidumbre y la fragmentacióntambién atraviesan al campo de la educación y determinan buena parle
de los debates y los discursos actuales. Momento además donde lo incompleto y

para la búsqueda de un mejoramiento de los sistemas educativos. imposible de ser abarcada dentro de un discurso único a menos que medie un reduccionismo intencionado. Lo sustantivo de la educación y de la escuela Durante la década de los 90' la educación adquirió un espacio relevante en la discusión de políticas con pretensión transformadora en América Latina.ni por las debilidades. los discursos oficiales reconocen sus fallas y sus limitaciones. La discusión principal no pasa por sus problemas de implementación -"es buena pero está mal aplicada". Avanzar en la superación de esta reforma exige repensar.lo efímero parecen caracterizar a éstos y plantean el interrogante de si el nuevo tiempo no será de crisis permanente. deconstruir y reconstruir dispositivos discursivos.es hablar de una educación sin sujeto. hablar sólo de lo instrumental en educación -que es convertir de hecho lo instrumental en lo sustantivo. Una reforma educativa debe ser entendida como un programa ideológico. diseñadas como estrategias para este cambio. más precisamente como un discurso can pretensión hegemónica. . de vertiginosas y heterogéneas provisoriedades que recojan la complejidad múltiple y contradictoria de la realidad. la pregunta elemental sobre qué significa que la escuela eduque. El discurso de las reformas educativas de los 90' en América Latina generó una profunda ruptura de sentidos sobre lo educativo y una recomposición hegemónica de los mismos. normativos e institucionales que regulan y configuran la educación y desde allí buscar un nuevo sentido de la escuela. de los procesos de descentralización y autonomía escolar. pero se refieren a ellassólo en términos instrumentales. Fue el tiempo de las reformas educativas. lo sustantivo es la discusión del marco ético y político donde se inscriben tales reformas. que lleva a la pregunta del ¿para qué la educación? Esta centralidad de la pregunta por el para qué pone en el centro el tema del sujeto. En este sentido. luego de una década de iniciadas estas experiencias. Antes de esto se impone hacer una crítica sustantiva. sino profundamente ético. carente de una perspectiva humanista. Entonces. Por el contrario. Lo principal. ni siquiera por haber conferido escaso protagonismo al docente. Desafío no sólo teórico. por ejemplo. la crisis de nuestra educación es fundamentalmente una crisis de sentido: implica un desafío que plantea sustantivamente y en última instancia.

el propósito de la ciencia no es sólo conocer sino también develar. desde esta perspectiva. apropiación. Es desde aquí que hay que pensar la confrontación y la necesidad de conformar un discurso superador. y la clase de vida que quiere que se dé en ella. preocupado por comprender a la realidad para poder encarar su transformación. Si bien existen fuertes evidencias sobre la crisis estructural e institucional actual del proceso de reforma educativa en nuestro país –por ejemplo. esto no significa necesariamente que esté en crisis su discurso. por la fragmentación y precariedad que manifiesta el sistema-. generar pensamiento crítico. Esta preocupación rompe con la instrumentalidad del pensamiento tecnocrático y evoca lo utópico como búsqueda de un más allá mejor. Capítulo 2 Reflexiones teóricas sobre el contexto: La escuela actual entre la modernidad y la postmodernidad en clave latinoamericana . La ciencia surge entonces como conciencia social crítica ligada a la praxis. • Preocupación política: Vincular permanentemente la cuestión de la educación con la cuestión de la construcción. Nuestras preocupaciones Tres preocupaciones guían la reflexión sobre la educación y la escuela para el siglo XXI: • Preocupación ética: Reflexionar sobre la clase de persona que uno quiere llegar a ser y de sociedad en que quiere vivir. sino como superación a través del descubrimiento de límites. coherente con la búsqueda ética. O sea. Concepción que asigna a la acción del hombre un importante peso en la construcción de la historia. entendida la crítica no como destrucción o negación absoluta. entendida como presente modificado. • Preocupación epistemológica: Elaborar un pensamiento de ruptura y superación de lo dado. por la conformación de una política cultural. legitimación y distribución del poder y de estructuras de poder que establecen relaciones de dominación y de subalternidad.El campo de las reformas educativas es un campo de disputa por la producción de sentidos.

Quizás la noción que mejor permite captar este proceso de diversidad de trayectorias en la conformación de la estructura económica. La noción de desarrollo desigual y combinado permite entender al conjunto social como compuesto por fragmentos dislocados y dispersos que sólo pueden ser recompuestos por la hegemonía. donde los costos y los efectos del modelo . que pone su acento en el análisis de las diversas formas de convivencia contradictoria entre modos de producción en el proceso histórico de constitución societal y sus implicancias sociales y culturales. coexisten múltiples lógicas de desarrollo. lo mismo sucede con la postmodernidad. autónomo y libre. En los procesos históricos latinoamericanos. debido al desarrollo de la ciencia y de la tecnología. Este proceso de secularización debía culminar en una organización racionalista de la sociedad que se traduciría tanto en empresas productivas eficientes como en aparatos estatales bien organizados. Anderson critica la concepción lineal-universal de modernidad. el proceso de dominación histórica a la que ha estado sometida la región y que en la actualidad el modelo dominante refuerza y expresa en una nueva versión. Es decir. El fracaso de este objetivo político de la modernidad expresa también el fracaso de la escuela y constituye una asignatura pendiente a ser resuelta en cualquier proyecto de futuro. igualdad y distribución de saberes para la creación de un sujeto histórico racional. el centro no sólo evoca lo exógeno sino. habilitar al mayor número de personas en el uso de la razón y transformarlas en ciudadanos libres. cada trayectoria del desarrollo capitalista lleva a un determinado perfil de la modernidad. Buscaba constituir sujetos que aportaran argumentativamente a la vida pública. dentro de este escenario globalizado lo periférico transita por los márgenes económicos y sociales. La escuela quedaba situada en el centro de las ideas de justicia. en cada uno. que afianzarían este progreso y extenderían en forma universal el bienestar. individual y social. un continente heterogéneo formado por países donde. Quizás. Afirma que la modernidad no existe como tal: tiene que ser ubicada históricamente como forma de expresión del desarrollo contradictorio. Esta noción de desarrollo desigual y combinado pone también el acento en la consideración de las relaciones de dominación entre centro y periferia.La Modernidad en América Latina El discurso de la modernidad que prefiguró la institución escolar postulaba la constitución de un nuevo orden abarcado por las nociones de razón y progreso: la razón humana como actor principal en la búsqueda de la verdad y la creencia en el progreso continuo. Centro y periferia nítidamente demarcados hoy en espacios regionales y nacionales. Pero la modernidad política apenas realizó esta idea de ciudadanía libre e individualidad autónoma. desigual y combinado del capitalismo. desiguales). social y cultural sea la de desarrollo desigual y combinado. único modo de entender en la práctica la forma de operar de las contradicciones antes señaladas. la principal asignatura pendiente. Hoy se concibe a América latina como una articulación compleja de tradiciones y modernidades (diversas. fundamentalmente.

Lo popular. Era la dicotomía “civilización o barbarie”. también expresión del drama histórico de buena parte de la intelectualidad latinoamericana que siempre ha llegado tarde a todas las coyunturas. Así. importados desde otro escenario: importación que expresa además la situación de dependencia y dominación en que han estado las sociedades latinoamericanas desde “la primera fase de globalización del capital que llevó a su incorporación forzada al mercado mundial en el siglo XVI”. culturales. sino más bien una identidad que se expresa meta fóricamente como un espejo trizado. Espejo trizado. sus creencias y sus supuestos sobre el mundo no aparecía en el horizonte de lo escolar. como el reconocimiento que modernidad y postmodernidad han sido en su germen nociones externas a América Latina y tanto sus debates como las instituciones que se han constituido y reformado en nombre de ellas son. y también más perversa. ha carecido de pensamiento autónomo y se ha plegado antes y ahora al discurso hegemónico. producto de los efectos culturales de aquellas relaciones de poder y del lugar que América Latina ocupó dentro de ellas. con sus saberes. el proyecto de escuela pública construyó una matriz cuyos componentes. aspiraba a producir así un tipo de sujeto apto para adaptarse a los requerimientos políticos y sociales que perseguía la clase dominante. se juzgaba sobre lo verdadero y sobre lo falso. El proyecto de Nación de la generación dominante entre 1850 y 1900 definió finalidades muy precisas para la escuela moderna latinoamericana: la formación de una ciudadanía capaz de sumarse al progreso social del momento constituía la meta fundamental de la institución escolar. Transmisora por excelencia de una cultura homogénea. un conjunto de hábitos cuyo carácter pretendidamente universal le otorgaba a la institución escolar la posibilidad de legitimar sólo un bagaje cultural y deslegitimar otros.parecen manifestarse en su forma más genuina. en los comienzos de la escuela moderna latinoamericana se intentó desarrollar una dicotomización del mundo cultural que desestimaba como producto valioso al patrimonio de los sectores populares. de la iglesia católica y del choque con las culturas locales. Desde el poder que les confería a los gobernantes la posesión de la “razón”. con la ilusión de impedir el crecimiento de culturas que se hallaban alejadas de esta lógica y en el intento de uniformar a los sujetos que transitaban por la institución escolar. con la “naturalidad” con que los presenta el discurso hegemónico. Resultante de esta situación histórica y estructural. la modernidad latinoamericana ha sido descentrada y fragmentada desde su origen y no ha podido proveer una identidad societal integrada. tradicional y autoritaria. Esta modernidad se conformó en medio de la influencia cultural hispano-portuguesa. El discurso de la modernidad en América Latina se constituyó básicamente como un proyecto intelectual de imitación que resultó en una “pseudomodernidad en muchos aspectos caricaturesca”. ideológicos y políticos se presentaban como los únicos posibles. Es decir. y en el que lo periférico asume su connotación más dramática convertido en exclusión. un sistema de representaciones. Los procesos educacionales que se realizaban en este escenario . Esto es tan cierto para la realidad de América Latina. Se intentaba instalar a través de la escuela una lógica.

Ambos se encuentran desafiados por la multimedia.de modelos de ajuste económico que incluyen el achicamiento y la precarización inexorable del aparato del Estado de Bienestar (con el consiguiente desguace del Estado Educador). para integrar socialmente. la imagen pone en cuestión el sentido y el valor mismo de la escritura y su monopolio en la transmisión de universos culturales. La época presente está marcada por una profunda reestructuración cultural en medio de la cual la escuela ha perdido esta centralidad que como sistema nacional de enseñanza detentó desde el siglo pasado. Existe una coincidencia generalizada en asignar hoy al conocimiento un papel central como factor productivo. crisis por la licuación de su monopolio cultural. . en el marco de la fragmentación y exclusión sociales generados por las políticas neoliberales y por la desaparición del Estado Educador. y la transferencia de una multiplicidad de funciones -la educativa entre ellas. casi monopólico. de la fragmentación social de las clases subalternas. Surge entonces una nueva dimensión de la crisis: crisis de la precariedad y el deterioro de la escuela. La educación pública resulta tributaria de todo esto: de la pauperización de la población. La multimedia descoloca e interpela a la escuela. Desafío no sólo de un nuevo actor. La escuela moderna se proponía ocupar un lugar exclusivo.en el papel protagónico que tenían en delinear sustantivamente la subjetividad de los niños. sino también de un nuevo vehículo de transmisión cultural: la imagen.trataban de confirmar algunos saberes como válidos y simultáneamente descalificar otros. del asistencialismo indiscriminado como forma de atender lo social. La presencia articulada de estas tres dimensiones están en realidad sobredeterminadas por la implantación -dentro de la lógica de la actual etapa capitalista para los países dependientes. La crisis de nuestra escuela de la modernidad Su crisis se manifiesta ante todo como: crisis por su falencia en la constitución de sujetos políticos. El mundo de la cultura actual ha eclipsado a los tradicionales factores de socialización –familia y escuela. para conformar. La velocidad del cambio científico y tecnológico y la enorme cantidad de información a procesar que ellos generan cuestionan el énfasis que la escuela de la modernidad ponía en los procesos de instrucción y transmisión. crisis por dificultades de reconversión frente a la dinámica de la producción científica y tecnológica. La palabra escrita fue históricamente el blasón distintivo de la escuela moderna. Y la escuela actual parece que no ha encontrado aún la vía institucional para articular palabra e imagen en las propuestas pedagógicas. de socialización secundaria.a la sociedad civil a menudo débil en su trama organizativa. para someter. del deterioro de la atención que brinda el Estado. La escuela está entonces desafiada a acompañar esta situación. además. a compatibilizarse con procesos de transformación productiva con alta incorporación de componentes científicos y tecnológicos. pero también.

Esto se manifiesta también en que se desplaza la referencia: de los grandes sujetos colectivos (los partidos políticos. corre paralela al fortalecimiento de la convicción de que el aumento de la racionalidad instrumental no genera ni más libertad. ni más igualdad ni más paz. continúa luego con el surgimiento del stalinismo. Concepción posibilista . preocupados. que evocan la oscuridad del futuro (la certeza de la incertidumbre) y se diferencian entre ellos por el modo como reaccionan frente a los resultados que están en las antípodas de lo profetizado por el discurso de la modernidad: sujetos sin conciencia autónoma (pasivos consumidores antes que activos ciudadanos). propia de la modernidad) lleva a la aparición de un conjunto de discursos también fragmentados. algo así como ciencia y estética sin ética. fragmentación extrema de la conciencia y la experiencia del hombre por las lógicas tecnourbanas-masivo-consumistas. La consecuencia de todo ello es que no surge. el nazismo y el fascismo. uno de cuyos polos es la concepción posibilista y el otro la concepción crítica. Entonces. y culmina en la década del 60. los discursos de la postmodernidad se ubican en un continuo. progreso tecno-industrial que agudiza las diferencias materiales y las diferencias en el acceso a los bienes producidos por ese progreso. sociedad crecientemente injusta. se instala como un “deshacimiento” de la totalidad.¿Cuál es la postmodernidad de América Launa? Coincidencias y divergencias en las diferentes miradas postmodernas El discurso de la modernidad fue convirtiéndose históricamente en un discurso cerrado. La irrupción de la postmodernidad constituye una ruptura con la creencia en el carácter emancipador de la razón a través del conocimiento científico y la concepción ideológica expresada en la creencia en el progreso continuo. ni más progreso. Así. según sus reacciones. antes que por la homogeneización. la visión fragmentada de la realidad (frente a la visión totalizadora. El discurso de la modernidad entra en crisis con la Primera GuerraMundial. se profundiza durante la Segunda Guerra Mundial. se presenta una multiplicidad de discursos postmodernos. que se iba alejando de la realidad social e histórica tanto en su lectura como en su proyección. otro discurso. hacia los movimientos sociales. cinismo y ética de la instrumentalidad y la apariencia. recortados en problemáticas más específicas y transversales. predominio de una ética utilitarista preocupada por la búsqueda exclusiva del propio bien individual y de la satisfacción del interés propio. las organizaciones sindicales). por la importancia de la heterogeneidad.

Entiende que el discurso de la post-modernidad no es un discurso de la “nueva” sociedad post-industrial o de la “nueva” sociedad de la información y el conocimiento. sino que corresponde a “una modificación sistémica de la propia sociedad capitalista. y la igualdad del hombre y la sociedad (ética de la solidaridad). y a la vez efímero. conformado por un conjunto heterogéneo de cosas que flotan a la deriva. es el texto y la imagen. preocupada por desarrollar dispositivos teóricos que permitan entender la sociedad globalizada. El fin de la historia está marcado por la conformación de la sociedad post-industrial.El presente es percibido y vivido como inmodificable. El presente es inmodificable. Esta concepción prioriza el análisis de la producción social e histórica de las diferencias y la desigualdad con una intención totalizadora. Esbozo de una mirada crítica de la postmodernidad latinoamericana . Esta concepción posibilista a menudo incluye alguna o ambas de estas dos dimensiones: Dimensión conservadora: ve la historia como cumplida. lo único real. que expresa la contradictoria lógica cultural del capitalismo tardío:el capitalismo de la globalización. de modo que permita el reconocimiento y la comprensión de los fragmentos heterogéneos y diversos que constituyen esas estructuras. Frente a la totalidad cerrada. una realidad sobredeterminada por las modificaciones de las relaciones técnicas y las relaciones sociales de producción del propio capitalismo”. sólo es posible lo que es posible hoy.ven a la política como una práctica paródica y textual y su análisis enmascara la relación entre los discursos dominantes y las relaciones sociales que buscan legitimar. espectáculo. absorbidos y disueltos en el mundo de los signos y la comunicación electrónica. Recupera una preocupación humanista: mantiene las mismas preocupaciones de la modernidad por la emancipación y la autonomía (ética de la libertad). revaloriza el concepto de totalidad no totalitaria como un recurso heurístico que permite estructurar en su complejidad las contradicciones y las múltiples determinaciones que en el campo social y político refieren a las relaciones de dominación. ve a lo social como una multiplicidad de fragmentos diferentes. Desde una visión superestructural -que acentúa la autonomía de la esfera cultural. no como un proyecto sepultado. marcado por la opacidad y la incertidumbre. todo es apariencia. escenografía. totalitaria en que culminó el discurso de la modernidad. simulacro. Dimensión lúdica: no se plantea grandes preguntas. Concepción crítica Piensa a la postmodernidad como una etapa de la modernidad y al proyecto de la modernidad como un proyecto inacabado.

por lo tanto. Proclama al capitalismo como el estado natural y último de la sociedad. la rapidez con la cual circulan y se incluyen distintos discursos y.La postmodernidad latinoamericana es periférica. de las disposiciones también desiguales de esos países hacia la postmodernidad. fundaciones las cuales perfilan y expanden la buena nueva en su ámbito. producto de la experiencia desigual y despareja de la modernización en la región y. numerosos centros de investigación. Sus fuentes principales son las grandes instituciones económicas y monetarias que mediante su financiación vinculan al servicio de sus ideas. con su acento en la libertad económica de la economía de mercado como prerrequisito para la libertad política. en vez de basarse en las comunicaciones orales y escritas que cubrían espacios personalizados y se efectuaban a través de interacciones próximas. y al mercado como la institución de estatuto superior no sólo económico sino también político. la velocidad con la que se pierden los marcadores originales del discurso. económico y cultural mundial actual está abarcado por el modelo neoliberal y neoconservador. Por ende. su comunicación tecnológica y el consumo diferido y segmentado de bienes”. Capítulo 3 Rasgos del escenario actual El modelo neo-neo El escenario social. un esfuerzo totalizador típico de la Modernidad. universidades. con un neoconservadurismo que a través de su preocupación por el mantenimiento del orden social propone severas limitaciones a la democratización de la sociedad". Se trata de un proyecto político formulado. Esta concepción crítica sobre la postmodernidad latinoamericana propone también tener en cuenta: la inexorable necesidad de problematizar los vínculos equívocos que el discurso de la modernidad armó con las tradiciones que quiso excluir o superar para constituirse. Como discurso expresa un proyecto integral y conforma un macro-relato. El modelo neo-neo "expresa la fusión del neoliberalismo. operan mediante la producción industrial de cultura. un paradigma universal. a través de todo el planeta. La globalización . por consiguiente. político. que las identidades postmodernas son transterritoriales y multilingiiísticas:“se estructuran menos desde la lógica de los Estados que de los mercados. hablar de América Latina requiere ubicarla dentro de ese escenario. lanzado y sostenido por los Estados del capitalismo avanzado.

muestran que el trabajo ha dejado de ser factor de integración para un número creciente de sectores sociales. Perfil económico Esta nueva etapa del desarrollo capitalista muestra una hegemonía del capital especulativo financiero por sobre el clásico capital de inversión industrial. Esta concepción de la globalización abandona la idea de que el proceso hacia el progreso social no es producto del destino. Esta exclusión social y la consiguiente desafiliación social. una vertiginosa mundialización de loa flujos financieros y una gran explosión del flujo financiero no regulado. una concentración económica transnacional y un debilitamiento del poder de confrontación de los trabajadores. el capital extiende sus intereses productivos a todo el globo. La información y lamultimedia tienen importancia como soporte de este proceso de consolidación y expansión de la sociedad global. Uno se suma o queda fuera de juego. La desigualdad creciente acompañada de pobreza y polarización expresan el dramático resultado de los mecanismos de exclusión del mundo del trabajo ydel alto crecimiento del sector informal precarizado. puede guiarlo e influir sobre él. integrándolo en un sistema internacional de acumulación y división del trabajo. rezago tecnológico y brechas cada vez mayores con los países centrales. La globalización aparece naturalizada como el destino. . la globalización de los mercados genera una acentuación de la dependencia latinoamericana: ajustes económico-financieros del gasto público a fin de asegurar el pago de la deuda externa. Perfil social Nuestras sociedades latinoamericanas se constituyeron con una notoria heterogeneidad estructural. dependencia de sus estrategias financieras y comerciales. no sólo a nivel físico sino también en la idea de losproyectos nacionales -en términos económicos. se hará referencia a algunos de sus rasgos que más directamente determinan la problemática educativa y escolar. que ha hecho desaparecer las fronteras nacionales. En esta nueva fase de la globalización para los países dependientes. Perfiles del modelo Partiendo del supuesto de que el modelo neo-neo expresa el discurso hegemónico de esta época -hegemonía fortalecida por la crisis del proyecto ideológico y político alternativo al sistema capitalista-. una globalización de la producción y del mercado. generados por el modelo neo-neo. a continuación. y que la humanidad.La globalización es uno de los principales organizadores de la actual etapa de desarrollo capitalista dentro del modelo neo-neo. En este contexto. políticos y culturales-. que les confirió históricamente un carácter dual. una crecientemente libre circulación del capital y restricciones a la libre circulación de la fuerza de trabajo.

El Estado se convierte en un agente subsidiario que tiene como única función garantizar las condiciones sociales y económicas que permitan la acumulación de capital de los grupos dominantes.Esta problemática adquiere otro significado y dramatismo en América Latina. . la vivienda. Este desplazamiento implica un cambio cualitativo de la naturaleza misma del Estado: El Estado abandona su lugar corno agente económico directo (productor de bienes y servicios) y como regulador de la vida económica. c) Transnacionalización de las decisiones A la crisis de los sujetos sociales históricos -en especial la clase obrera. desencantada y alejada de la cosa pública.y de las formas burguesas de representación política. b) Desaparición del Estado Benefactor El modelo neoliberal impone un desplazamiento del protagonismo y las responsabilidades sociales de los aparatos estatales nacionales hacia la esfera privada. se suma una importante concentración del poder de las clases dominantes a nivel internacional. que se consolida con el paulatino debilitamiento del aparato político del estado y de la sociedad civil y su consiguiente escaso control de las reformas políticas y económicas que se desarrollan. la seguridad social pasan a regirse por la lógica del mercado Acotado por las nociones de subsidiariedad y privatización. Se manifiesta en una ciudadanía débil. La atención de la problemática social se resuelve dentro de concepciones políticas compensatorias y focalizadas. Perfil político a) Una democracia restringida Predomina una democracia restringida. Se desmantelan los restos del Estado Benefactor: el nuevo Estadorestringe y deteriora su atención a los servicios públicos básicos: la educación. que se ha caracterizado desde siempre por la desigual distribución de los ingresos y la carencia de redes de asistencia pública que provean niveles mínimos de contención. y de la política misma. El límite que se le impone a esta democracia restringida es quedar subordinada al normal funcionamiento del mercado: se sanciona así el valor absoluto de la propiedad privada y la necesidad de su respeto inalienable. intermitente. el mercado. la salud. un Estado con recursos económicos insuficientes y una marcada pesadez e ineficiencia burocrática genera políticas sociales con una concepción asistencialista a través de servicios técnica y materialmente degradados.

Por un lado. Es decir. la sociedad de la información procede del centro a la periferia. También al interior de nuestras sociedades los excluidos económicos. por ende. y en su proceso aumenta las brechas. lejos están del ideal de democratización. de los organismos de financiamiento internacional y de una red internacional de instituciones que cada vez más construyen las líneas políticas a las que deberán adaptarse los países de la región. existe una importante unilateralidad geográfica en la ubicación de la producción del conocimiento que circula en forma globalizada. que deben ceder su capacidad decisoria a manos de los capitales transnacionalizados. obviamente propiciado por la expansión de la multimedia. o al menos. excluidos de la apropiación del conocimiento.y sociales -pobres. La desigualdad en la producción y transmisión de conocimiento es tan profunda que contribuye a aumentar la brecha entre los que acceden y no acceden.repitiendo la pauta básica del modelo neoliberal vigente que propone estrictos cortes estructurales entre incluidos y excluidos. b) Consumo cultural La impactante revolución cultural generada por la multimedia reafirma la expansión de la industria cultural capitalista y el auge de la cultura de consumo y el consumo de cultura con su impacto en la constitución de sujetos. de buena parte del mismo. Uno de sus rasgos es el acelerado cambio de los conocimientos y las tecnologías. Perfil cultural a) Globalización del conocimiento La referencia a la globalización del conocimiento pone el acento en la presencia cuasi-aluvional que tiene el mismo en nuestra existencia cotidiana. por tanto.Se ha generado así una transnacionalización de las decisiones y una fuerte pérdida de autonomía de los estados nacionales. Esta disección conceptual permite fácilmente verificar que estos componentes tal como se manifiestan en este mundo globalizado reflejan y profundizan las desigualdades existentes y. ha llevado a algunos apologistas de la sociedad de la información a hablar de lademocratización del conocimiento como un fenómeno hoy universal. subocupados o desocupados. Este hecho. por otro. dentro del que se pueden distinguir los componentes de producción. definidos desde una condición efímera de "uso y descarte". En la . existe también una manifiesta desigualdad en el proceso de apropiación de los mismos y de su utilización en términos prácticos: no todas las sociedades nacionales ni todos los actores sociales dentro de cada una de ellas reciben en cantidad y calidad el mismo conocimiento ni están en iguales condiciones para apropiárselo. El conocimiento reconoce en su constitución un proceso multifacético.son también excluidos culturales y. transmisión y apropiación.

con cliente. a menudo indiscriminado. concentración de la riqueza y pauperización y fragmentación de las clases subalternas. surge un nuevo orden simbólico de impacto masivo. y una reducción de la noción de democracia al entenderla como proceso fundamentalmente económico que se manifiesta a través de las elecciones del consumidor.. producto de una sociedad con débiles tramas asociativas. para un modelo que necesita receptores pasivos e individuales de los numerosos y heterogéneos flujos de información y de bienes. y la exhibición fugaz de los acontecimientos sobre su tratamiento estructural y prolongado”. Se conforma así una hegemonía cultural que reduce al ciudadano a la condición de receptor pasivo e individual de mensajes y flujos de información: elciudadano consumidor cultura/: “ . que modifica sustancialmente los imaginarios cotidianos: los semiotiza.una de las manifestaciones de este cambio es que las formas argumentativas y críticas de participación ceden su lugar al goce de espectáculos en los medios electrónicos. b) Neodarwinismo . los incorpora y proyecta en la aldea global. práctica social no problemática que hace una lectura no crítica de su herencia cultural. muy impregna de la ética neo-darwinista. a) Utilitarismo Subyace en su conformación ética un paradigma utilitarista -la búsqueda exclusiva del propio bien y de la satisfacción del interés propio. confusión que expresa un desprecio a la preocupación moderna por la ciudadanía. c) Cultura ciudadana El sesgo economicista del neo-liberalismo confunde ciudadano con agente económico. como ciudadanía fragmentada y apática. como ciudadanía acrítica. ideales y consideración de los otros. su sometimiento al mercado.práctica. como ciudadanía consumidora cultural. Esta concepción de democracia y de ciudadanía es determinada por el componente neoconservador en cuatro dimensiones: como ciudadanía tímida. propia de una concepción atenuada y restringida de la democracia. Supuestos éticos Este modelo genera una creciente dualización y polarización societales: fuerte incremento de las desigualdades.a expensas de un paradigma romántico -orientación de vida identificada con principios. en los cuales la narración o simple acumulación de anécdotas prevalece sobre el razonamiento de los problemas.. con consumidor.

c) Estética del consumo Bauman afirma que en los países centrales la estética del consumo ha sustituido a la ética del trabajo.La actual noción de modernización neoliberal se funda en este neodarwinismo. No vale la construcción colectiva. El liberalismo clásico se preocupaba por el hombre y por todos los hombres. . como especificación del liberalismo y como pauta que rige la relación interindividual: la selección natural. la persona vale sólo por su condición de agente productor económico. no por la de ciudadano. la primacía de los mejores. éste no. los excluidos. vinculaba la dignidad individual y el respeto social al esfuerzo productivo. Ésta. de los más fuertes y poderosos. Los desocupados. el que se volcaba en actividades útiles para la sociedad. no tienen derechos. éstos sólo son conferidos por la condición de agente económico.