LO QUE EL “CURRÍCULUM

BOLIVIANO”, LE CRITICA AL:

“DISEÑO
CURRICULAR BASE
DE LA FORMACIÓN
TÉCNICA Y
TECNOLÓGICA”
(DCBFTT)

INTRODUCCIÓN

Le rogamos leer previamente, nuestro texto de resumen del “Diseño Curricular
Base de la Educación Técnica y Tecnológica”. De otra manera, lo siguiente
puede parecerle chino.
http://elcurriculumboliviano.blogspot.com/2012/04/critica-al-diseno-curricular-basede-la_15.html

1. NUESTRA CRÍTICA METODOLÓGICA:
MUY “PLURINACIONALES” SERÁN PERO, A LA HORA DE
PLANTEAR EL CURRÍCULUM, EMPÍRICOS1 HASTA LA
ESQUINA DE ENFRENTE)

Para el “Diseño”2, el “currículum define los fundamentos y lineamientos del
quehacer educativo, en los institutos técnicos superiores”. De ahí se deduce
que su “objeto de observación”3 es el “quehacer educativo” en dichas
instituciones.
Ahora bien: ¿Cómo maneja el Documento este “objeto de observación”?
Tradicionalmente se empieza el diseño curricular, elaborando el “diagnóstico de
necesidades” (ver Cuadro 1). En este caso tendría que ser, digo yo, del
“quehacer educativo, en los institutos técnicos superiores”. Pero no es así el
“objeto” va dando tumbos a lo largo del documento: Primero es la "formación
técnica y tecnológica", luego la “educación superior”, después las
“universidades” y, por último, la “educación técnica y tecnológica”.

1

Nos referimos a la corriente epistemológica del empirismo.
Nos referiremos con este nombre al “Diseño Curricular Base de la Formación Técnica y Tecnológica”.
3
No puede ser ni objeto de estudio ni estructura ni funciones, pues no hay sustento teórico para tal
suposición.
2

Esta falta de firmeza, muestra un manejo inadecuado de la corriente
epistemológica abrazada. ¿Qué sería si les exigimos el uso de una
“epistemología plurinacional”?: ¡Con seguridad se mueren!
Esta es la primera chacreada.

DIBUJO 1. LOS COMPONENTES DE UN CURRÍCULUM

2. NUESTRA CRÍTICA SOCIOLÓGICA:
LA FALTA DE RIGUROSIDAD EN EL “DISEÑO DE
NECESIDADES”, LLEVA AL “DISEÑO” A LA DESLEALTAD
CON LA “AGENDA DE OCTUBRE”.

Si el “Diseño” hubiese respetado la corriente empírica escogida, al final
hubiéramos tenido un documento explicando, desde un inicio, los parámetros a
medirse y, luego, los resultados de las mediciones de dicho “quehacer
educativo”.
Decimos esto, porque eso es el empirismo: Concluye sus diagnósticos,
presentando indicadores estadísticos, de carácter científico, verificable.
Pero, el “Diseño”, no presenta una definición empírica de lo que es, a su juicio,
el “quehacer educativo”.
Es más, el acápite sobre el “Estado de la Educación Superior” (que no es lo
mismo que el “quehacer en los institutos…”), presenta una irrelevante lista de
“sucesos históricos” inconexos que al final - tal es la desfachatez del
“Diagnóstico” - presenta como conclusiones, una serie de nociones bajo el
nombre de: “fines”, “crisis”,
“conclusión” y una lista de “problemas
estructurales”.
¿Quién añadió dichas nociones? ¿Por qué?
Es cierto que es derecho de los “políticos” el añadirle o quitarle lo que quieran a
una obra científica. Pero no estamos criticando un documento hecho por
políticos, ¿o sí?
Con esto - reclama el empirismo - han ideologizado los resultados: Le han
quitado cientificidad.
Pero, todo lo dicho no es nada frente al gran pecado del “Diseño”.

Un Estado hace un “diagnóstico de necesidades educativas”, para ocupar el
“Casillero del Diablo” (ver Dibujo 1). Unos lo hacen desde la derecha otros
desde la izquierda, pero todos buscan hacer más vigorosas a sus sociedades.
Incluso es posible inventarse una teoría, adecuada al “diagnóstico de
necesidades” de un novísimo Estado Plurinacional.
Pero NO realizar un diagnóstico, no ejecutarlo, es una irresponsabilidad
institucional. Es invitar a que las transnacionales ocupen dicho “casillero” (la
Jindal, Petrobras, la Kores, etc.), como efectivamente lo han hecho.
Este pecado sociológico del “Diseño”, es un acto de deslealtad con la “Agenda
de Octubre”, que tuvo la virtud de recoger los anhelos más profundos del
pueblo boliviano.

3. NUESTRA SEGUNDA CRÍTICA SOCIOLÓGICA:
EL “DIAGNÓSTICO” INTRODUCE DE MALA FE,
CONCEPTOS POLÍTICOS NO DIAGNOSTICADOS.

El título hace referencia a sus “instrucciones”:
1. Ejecutar la Ley N° 070 y su nuevo currículo: El “Diseño Curricular Base
de la Formación Profesional Técnica y Tecnológica”.
2. Cumplir con los cuatro ejes (producción; vivir bien; innovación productiva
y permanencia).
3. Aplicar el nuevo enfoque metodológico (relacionar teoría, práctica y
producción).
4. Permitir a los bachilleres el continuar con sus estudios superiores; y
fortalecer el desarrollo económico productivo del país.
Todas estas “directrices” ni siquiera son el resultado de su “Estado de la
Educación Superior”. Es, por el contrario, un intento por “marear la perdiz”. Por
eso decimos que se obró de mala fe.

4. NUESTRA TERCERA CRÍTICA SOCIOLÓGICA:
NO HAY CORRELACIÓN ENTRE LOS RESULTADOS QUE
VERDADERAMENTE SE EXTRAEN DE SU FALSO
DIAGNÓSTICO,
CON LOS PRESENTADOS EN EL DOCUMENTO.

Para probar esta aseveración, le solicitamos que el amable lector compare el
Cuadro 2 con el 3.
En el “2”, están los resultados que el “blog: El Currículum Boliviano” ha
deducido del falso diagnóstico del Ministerio y en el “3” los que ellos proponen.

CUADRO 2. RESULTADOS QUE EL “BLOG EL CURRÍCULUM BOLIVIANO”
EXTRAE DEL ACÁPITE INTITULADO:
“ESTADO DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR”

Época
Se presenta
una historia
ideologizada,
dividida en seis
épocas que,
epistemológica
mente, en
realidad,
corresponden a
dos:
Período 1:
Desde el año
2.000 a.ne.
hasta 1.492
(n.e) y
Período 2:
Desde entonces
hasta hoy.

Nivel
de
CYT*
Lo mismo
sucede con
el análisis de
la CYT.
En el
Período 1,
hay
tecnología y
alta
ingeniería y
en Período 2,
de
destrucción y
falta de
políticas
adecuadas.

*Cyt: Ciencia y Tecnología

Cosmogonía
También se
traslada la
ideologización
a este tema:
En el Período
1. Es Aymara
(basada en los
tres mundos) y
en Período 2,
occidental.

Tipo
de
educación
Igual acá. En
el Período 1,
hay
educación,
mientras que
en el Período
2, sólo sería
de formación
teórica
rudimentaria
citadina, de
formación de
fuerza de
trabajo útil.
Hay una
excepción
con la
Escuela Ayllu
de Warisata.

Historia institucional
Esta columna es la peor,
pues todo lo que afirma es
falso (las cuchufletas
subrayadas).
1. En 1.942, se fundó, por
primera vez, la Escuela de
Artes y Oficios.
2. Un año más tarde la
Educación técnica
Industrial y luego, ese
mismo año, el Instituto
Técnico Industrial
“EINSPDM” de carácter
científico.
3. En 1.973, el IBA para el
trabajo.
4. En 1.978, el SENET
autor de la atomización de
la ET.
5. En 1.994, el SINETEC
sólo en el nivel primario,
arrastrando taras
históricas.

CUADRO 3. RESULTADOS DEL “DIAGNOSTICO DE NECESIDADES” QUE
PRESENTA EL MINISTERIO DE EDUCACIÓN EN EL DOCUMENTO

Caracterización de la crisis: Hay descuido en la investigación aplicada en la
Educación Superior.
Esto por:
1. Su carácter conductista;
2. La transferencia extemporánea de conocimientos y tecnología;
3. El predominio de la teoría;
4. Diseños curriculares adecuados para una economía “terciarizada”; y
5. Por ser útiles al uso irracional de los recursos naturales y al deterioro del medio ambiente.
Resultados en los
procesos educativos
1. Formación
profesional
desactualizada sin
innovaciones
tecnológicas;
2. Débil desarrollo de
la educación técnica y
tecnológica (aspecto
científico tecnológico);
3. Colonialismo
pedagógico, formando
recursos humanos
para un país que no
existe.

Resultados estructurales en la
formación profesional

Resultados en el
Sistema

1. La colonialidad: Intelectualismo que
1. Dispersión de la oferta
separa estudio del trabajo que impide
académica y
a los indígenas acceder a la
estandarización de
educación superior. La
planes.
correspondiente subvaloración de los 2. En los planes y
saberes, conocimientos y tecnologías
programas: Falta de
ancestrales. El desprecio por el
homogeneidad;
trabajo manual.
Limitada navegabilidad
2. Formación de profesionales con
dentro del propio
mentalidad asalariada, no
sistema; difícil
emprendedora.
transitabilidad.
3. Diseño de currículas (sic), en función 3. Discrecionalidad en la
de la oferta académica y no desde las
elaboración de
potencialidades socioeconómicas
currículos
productivas.

5. CONCLUSIONES:
ESO ES LO QUE NOS PREOCUPA:

No hay relación alguna entre su “Estado de la Educación superior” y los
“Resultados del diagnostico de necesidades”.
Pero además han introducido una otra serie de nuevos conceptos, sacados de
la manga: “Colonialismo pedagógico”, “colonialidad”, “formación con mentalidad
asalariada”, “oferta de currículas según el mercado”, “potencialidades
socioeconómicas productivas”, “dispersión de la oferta académica y
estandarización de planes”, “falta de homogeneidad en planes y programas”;
“limitada navegabilidad académica y difícil transitabilidad (institucional)”.
¿Qué paso, jóvenes?
Estos “resultados” no surgen, ni llorando, del falso “diagnóstico”.
Son inventos que obedecen a intereses ignotos.
Eso es mala fe.
Deducimos: El Ministerio de Educación nunca tuvo la menor intención de
diseñar un currículum, sino sólo de justificar sus propias “instrucciones”.
Y si no me creen, revisen los resultados del Primer Encuentro Plurinacional,
donde reconoce que no se ha hecho el respectivo estudio del mercado laboral.

Esta falta de seriedad, podría propulsar el colapso académico de este sector
educativo. De hecho, es un proyecto educativo del Estado Plurinacional, que
nace muerto. Y no tenía porque ser así, dado que en el país se hicieron buenos
intentos en el pasado.
El “Diseño”, es pura carne muerta, en descomposición. A eso llamo corrupción
curricular.
¿“Construir un estado productivo”, con este currículum de chacota?
El propósito no va.
Entonces es posible que todo lo que haya sean los deseos particulares y
egoístas que el Ministerio ha decidido favorecer.