El negocio de las webcams

Desnudas frente al mundo:
morbo, porno y dinero
Mostrarse por cámara constituye un negocio fabuloso en el mundo online. Miles de chicas se
pasan horas desnudas frente a la pantalla en busca de usuarios deseosos que les dejen algo de
dinero. En países golpeados económicamente como Rumania, muchas chicas sólo trabajan en
esta actividad y ganan el equivalente a un sueldo mensual.

Por Alexis Socco
Korinna vive en Rumania y se levanta
a las 6 de la mañana, prende la computadora, conecta su webcam e ingresa al sitio Xhamster. Comienza diciendo 'bienvenidos chicos' y espera
que los usuarios entren a su sala para
mostrarse en cámara. Al cabo de un
rato, algunos usuarios le piden que se
quite la ropa y ella aclara que para
eso necesita 'tokens' –transferencia
de fichas que después se cambian
por dinero-. Si pasados unos minutos
nadie accede, optará por desnudarse
por completo y empezar a tocarse, para que aquellos que entran le den
'tips', que son propinas que después
cambian por dinero. Hasta las 2 de la
tarde estará ahí, enfrente de la cámara. No trabaja en otra cosa que no sea

la webcam y puede vivir -o sobrevivircon lo que gana.
LorenaLuv también es de Rumania,
hace el mismo horario que Korinna y
dice que no puede trabajar de otra cosa porque hace poco le hicieron unas
operaciones en la cabeza. No gana
mucho pero le alcanza para pagar
sus gastos. "No hay mucho trabajo
aquí en mi país", me dice en inglés. Todas las conversaciones que se dan
en la sala son en inglés, salvo algunos casos puntuales. Pero la mayoría
de las chicas que se muestran por la
cam son de Rumania o algún otro
país del este europeo, como Bulgaria
o Moldavia. También hay rusas, griegas, españolas y colombianas. Justamente, entre Rumania y Colombia se

La reina de la cam

disputan el cetro por la cantidad de
chicas que trabajan en este nuevo negocio online, que factura millones y es
furor en todo el mundo. No son prostitutas, sino mujeres 'comunes' de todas las edades que no tienen pudor
en mostrarse o hacer lo que el 'cliente'
virtual le pida. Lo que buscan es recaudar a cambio de mostrarse desnudas o realizando show eróticos. Y obviamente, no tiene nada que ver con
los sitios para conocer personas y
quedar en citas. Cada vez más, aparecen páginas donde existe la posibilidad de registrarse, completar algunos datos personales y conectar la cámara. Entre ellos aparecen el mencionado Xhamster, LiveJasmin, Pornhub, Bongacams, MyFreeCams y
Cam4.
No hay muchas argentinas realizando este trabajo, aunque en el sitio
Cam4 hay varias que comenzaron a
hacerlo pero sin la osadía de las rumanas, por ejemplo. Se podría pensar
que las chicas exuberantes son las
que más ganan, pero en realidad los
usuarios prefieren otras cualidades
como la simpatía, el sentido del humor o la predisposición, antes que un
físico de estrella porno. Una modelo
con nombre de perfil GoddessLisa,
también rumana, está llorando y comenta que no puede pagar el alquiler,
que debe plata y la van a echar a la calle. Varios usuarios se ofrecen para
ayudarla y le dan algunos créditos.
Ella agradece, aunque se la ve apesadumbrada.
Lo que ganan
Xhamster es uno de los sitios líderes.
¿Cómo funciona? La modelo (también hay parejas y hombres, aunque
en menor medida) trabaja desde su
casa y en el horario que quiera. El sitio cuenta con muchos visitantes y en
un apartado dice que se pueden ganar 'hasta $10.000 dólares por semana', una cifra exageradísima, ya en
que en promedio, una modelo puede