You are on page 1of 5

_____________________________________________________________________________

Nombre: Adriana González
Materia: Intervención en Problemas sexuales y de pareja
Profesora: Mag Dra María Mayeregger

DECLARACION DE LOS DERECHOS SEXUALES Y REPRODUCTIVOS
DERECHO AL PLACER SEXUAL

Proyecto de Movilización de Apoyos Sociales y Políticos del Fondo de
Población de las Naciones Unidas (UNFPA). Manual sobre derechos sexuales y
reproductivos:
¿Qué son los derechos sexuales y reproductivos?
Los derechos sexuales y reproductivos son parte de los derechos
humanos universales y se refieren a una serie de aspectos relativos al ejercicio y
al disfrute de una sexualidad sana, libre, responsable y a la toma de decisiones
respecto a la procreación. Los derechos sexuales y reproductivos son los más
humanos de los derechos, pues, en realidad, todos y todas somos seres
sexuados y sexuales, desarrollamos nuestra sexualidad desde el nacimiento
hasta la muerte y tenemos el derecho a vivirla plenamente.
La sexualidad humana es dinámica y cambiante. Es producto de las
relaciones sociales y está presente en todas las épocas de la vida como fuerza
integradora de la identidad. La sexualidad es fuente de bienestar físico,
sicológico, espiritual, intelectual. El placer sexual es parte de una sexualidad
libre de conflictos, de angustias, y promotora del desarrollo social.
Los derechos sexuales y reproductivos están presentes en:
• La familia: donde nos formamos y tendríamos que aprender a ejercer nuestra
sexualidad y a decidir sobre la maternidad y paternidad con responsabilidad y
libertad.
• En la salud: porque el ejercicio de nuestros derechos sexuales y reproductivos
depende del acceso oportuno, con calidad y calidez, a los servicios y atención
destinados para este fin.

_____________________________________________________________________________

• En las leyes: pues las normas del Estado y la sociedad deben garantizar estos
derechos, promoviendo acciones para que éstos se cumplan, y así posibilitar
una alta calidad de vida para la población.
• El trabajo: en donde las personas deben tener los mismos derechos a
desarrollarse profesionalmente, libres de extorsión, chantaje, acoso sexual y de
discriminación por orientación sexual. En definitiva, libres de cualquier tipo de
violencia.
• En la educación: con acceso a información clara, oportuna, integrada a la
formación plena de las personas.
Sexualidad es todo eso y más. Son las formas como nos comunicamos
con otras personas afectivamente importantes para nosotros, buscando
intimidad, cariño, placer. Son nuestras conductas como la seducción, los deseos
y placeres eróticos, de acuerdo a la cultura en que vivimos. La sexualidad
humana, a diferencia de la animal, abarca mucho más que la procreación, está
determinada por múltiples factores culturales, individuales y biológicos. La
conducta sexual humana está vinculada al placer.

El placer sexual
Es aquel placer que se siente o experimenta al estar excitado
sexualmente. El placer sexual mejora la salud y el bienestar. En el placer sexual
participan diversas sensaciones de disfrute, goce o satisfacción que se
experimentan en una relación sexual y que no sólo se reducen al acto coital,
sino también las que se experimentan a través de sensaciones provistas por los
cinco sentidos: visuales, olfativas, auditivas, táctiles y gustativas.
Es necesario destacar que la conjunción de todos estos factores hacen del
placer sexual uno de los más intensos que es posible sentir para los seres
sexuados, lo que a su vez lo convierte en uno de los que dan lugar al apego
hacia él, no sólo más firmemente, sino también más fácilmente. A esto, entre
otras razones, se debe el hecho de que sea considerado, unido a la líbido, una
motivación básica de casi todo comportamiento sexual.
No es posible concebir que las relaciones sexuales sean son solo para
procrear. El uso de anticonceptivos, técnicas para llegar al placer, la
masturbación, juguetes sexuales, etc, nos acercan a la dimensión del derecho al
placer. Las mujeres todavía no estamos del todo dentro de este mundo porque

_____________________________________________________________________________

aún ahora con todos los avances de la ciencia médica y en el escenario de los
derechos humanos, los imaginarios de la sexualidad, se mezclan con los de la
reproducción, la violencia, el miedo y la vergüenza.
Se argumenta que existen dos etapas, claramente diferentes, en cuanto al
entendimiento del sexo:
• En la primera etapa histórica, se dice que la razón para tener relaciones
sexuales era la procreación —es decir, si se tenía sexo con alguien, en esos
tiempos anteriores, eso se justificaba con el objetivo de tener hijos.
• En la segunda etapa histórica, se dice que ya fue reconocido el derecho a
tener relaciones sexuales sin la consecuencia de tener hijos —es decir, ahora el
tener sexo con alguien se considera algo que no incluye el objetivo de procrear.
El placer sexual femenino: Un Tabu que se derrumba
La mujer fue históricamente postergada en el aspecto del goce y el
erotismo y es mucho el terreno que le queda por ganar, aunque ha habido
avances significativos en los últimos años. El siglo XX fue el de las mayores
conquistas. Sexólogos y grupos feministas demostraron que la anatomía
femenina era mucho más compleja de lo que se pensaba y precisaron las zonas
de mayor estimulación en el cuerpo de la mujer.
Pero quizás, el hecho más significativo ocurrió en los años 60, durante la
llamada revolución sexual: la creación de anticonceptivos artificiales. Esto
permitió que vida sexual y reproducción dejaran de ser sinónimos. Muchas
mujeres, al estar a salvo de embarazos no deseados, pudieron acercarse más al
placer.
Entendiendo el Placer
En los años 70 se reconoció que el erotismo es diferente en cada persona
y que el cerebro es el principal órgano del placer, ya que se encarga de procesar
los estímulos que provienen tanto del cuerpo como de la mente.
El autoerotismo, o la masturbación, reconocidos hoy como derecho
sexual, se convirtieron en la recomendación fundamental de los sexólogos para
entender el goce propio, junto a la imaginación y las fantasías.

_____________________________________________________________________________

El derecho al placer sexual en nuestra sociedad…
La sociedad ha construido la sexualidad de las personas de forma
estereotipada, con reglas verticales y autoritarias
No se habla, no se hace, no se toca, no se mira...
PAPÁ – ¿Qué hicieron hoy en la escuela?
HIJO – Tuvimos clase sobre sexo.
PAPÁ – ¿Clase sobre sexo? ¿Y qué les dijeron?
HIJO – Bueno, primero vino un cura y nos dijo por qué no debíamos. Luego, un
médico nos dijo cómo no debíamos. Por último, el director nos dijo dónde no
debíamos.

*Como de eso “no se habla”, muchos sectores de la sociedad no se atreven a
discutir abierta y democráticamente sobre la sexualidad y los derechos de las
personas.
*Y como eso “no se hace”, las relaciones sexuales se convierten en un pecado
antes que en un placer humano.
*Y como “eso no se toca”, el amor y el placer se prohíben y se practican de
manera encubierta, creando complejos de culpa.
*Y como “eso no se mira”, el cuerpo humano sigue siendo desconocido y un
tabú en algunas culturas, produciendo vergüenza y la pérdida de naturalidad en
las relaciones sexuales.
Es por todas estas prohibiciones, el amor y el placer tienden a practicarse
de manera distorsionada.
El autoerotismo
La práctica de auto-estimularse sexualmente, lejos de ser algo perjudicial,
provoca grandes beneficios desde los primeros intentos de exploración genital
en la niñez. Aumenta la conciencia del cuerpo siempre cambiante, y otorga
cierto sentido de control sobre él.
Aunque existen innumerables mitos que las diferentes culturas represivas
se han ocupado de difundir sobre lo “perjudicial” que puede resultar el

_____________________________________________________________________________

autoerotismo, las modernas tendencias de psicología evolutiva, la defienden
como un proceso necesario en la construcción de la propia identidad sexual.
El placer sexual tiene expresiones diversas que deben ser respetadas
siempre que no impliquen daños a los demás o a nosotros mismos.
El placer es diverso, es múltiple, es vital, pero también es intensamente
corporal, es sensorial, y es emocional. Lo importante es crear las condiciones
que permitan la libertad de imaginación, la recuperación de lo lúdico, y de
proveer un campo ético en torno a la igualdad y a la libertad.”

Bibliografía y webliografia
* Manual sobre derechos sexuales y reproductivos. Proyecto de Movilización de
Apoyos Sociales y Políticos del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA),
2004. Asuncion, Paraguay.
* Virginia Vargas, La mujer y el Placer sexual, tomo 8. Foro Social Mundial SocialNairobi, 2009.
*http://contrapeso.info/2012/sexo-derecho-al-placer/
*http://www.nocheviva.cl/nocheviva/derecho_placer.htm