CENTRO DE PSICOLOGÍA DINÁMICA

AÑO 2014

Curso a distancia/on line.

“ESPECIALISTA EN PSICOLOGÍA DE
EMERGENCIAS”

TEMA VIII. EL TERRORISMO

PSICOESPACIO
C/ Montesa, 35
28006-Madrid

info@psicoespacio.com
www.psicoespacio.com

1

Para poder tener las herramientas necesarias para enfrentarnos al
fenómeno del terrorismo tanto en el aspecto preventivo como reparador, es
necesario hacer un previo estudio de los mecanismos psíquicos y sociales
que se ponen en juego en el terrorismo.
Ello también nos llevará a advertir la agresividad que hay dentro de
nosotros mismos. Es el miedo a nuestros elementos irracionales lo que se
despierta. Es la extrañeza de ver en el semejante, en el terrorista, algo
interno y rechazado...
El fenómeno del terrorismo implica diversos elementos dentro del abanico
de las expresiones del hombre, es así que se mezclan emociones,
sentimientos y pensamientos contradictorios. Si bien la acción terrorista
está basada por lo general en motivos políticos, los mismos que incluyen
factores económicos, las consecuencias de sus actos recaen sobre las
personas y no sólo en el terreno material, sino tal vez con un mayor efecto,
sobre el terreno del terror psicológico generando paranoia (sensación de
incertidumbre, desconfianza e inseguridad generalizadas). El fundamento
para lograr este efecto se basa en el miedo e indefensión que produce en
sus víctimas, sumada a ello la irracionalidad de los actos de los terroristas
para la perspectiva de la mayoría de las personas. Precisamente este factor
de la irracionalidad en la conducta del terrorista, es lo que más confunde a
las víctimas, pues no hallan explicación lógica en las acciones realizadas. Es
como si se tratara de otro código de pensamiento ajeno a la raza humana,
pero que al provenir de seres similares a uno mismo, llegan a confundir en
lo más profundo del sentir humano. Es decir que se llega a percibir esa
contradicción simultáneamente, pero sin lograr entenderla, y por ello
generando angustia y ansiedad. Nosotros podemos añadir que es el acecho
de la pulsión, de los sentimientos agresivos lo que se pone en juego.
Con ello, ya estamos de lleno en el objetivo de este master que no es otro
que conseguir el posicionamiento adecuado que nos ayude a enfrentarnos a
sucesos traumáticos. Se trata de entendernos, de estar abiertos a nuestro
inconsciente. Es ello lo que nos dará elementos simbólicos para poder
elaborar mejor estas contradicciones que se generan.
El punto de vista del terrorista
Pero intentemos ver el punto de vista del terrorista... Al analizar los actos
terroristas desde la perspectiva del propio terrorista, se ve que sus actos de
violencia no implican para ellos un acto irracional, pese a ser socialmente
anormales.
Añadir además que la intención del terrorista va más allá de un asesinato o
de un sabotaje, pues su meta incluye el efecto psicológico devastador que
origina en sus víctimas desasosiego. El terrorista piensa y siente que lo que
hace tiene un propósito y un fin más allá de los medios de los que hace uso

2

Es muy difícil ajustar al terrorista dentro de un solo cuadro dentro del análisis de su perfil. psicopáticos y antisociales. los mismos que facilitan que el sujeto genere una vida criminal. la manifestación terrorista sería un mal aprendizaje en determinadas conductas adaptativas necesarias para la interacción normal. la Psicología pretende dar algunas explicaciones sobre la razón u origen de la conducta terrorista. Podemos pensar que también pueden ser sujetos neuróticos producto de un tipo de sociedad actual donde funciona más el borde de la estructura (Aspectos ya comentados en temas anteriores). por ejemplo por la culpa. Destacando que los sujetos parecen manifestarse sin apego a las normas sociales constructivas. la familia en la que creció fue fría. impulsivas o fríamente elaboradas a través de la distinta perspectiva e interpretación del mundo que se han formado a través de las experiencias vividas. puesto que no se trata de una predominancia dentro de su trastorno. Y ello nos hace sospechar en patologías que sostienen la conducta del terrorista. pero que éstos no son posibles sino a través del daño a otros. es decir que esta persona asimiló de forma equívoca el actuar de la sociedad en la época en la que le tocó vivir. los terroristas no todos están locos o tienen una estructura psicopática.e incluso puede percibir sus actos como salvadores de la sociedad. así como conductas destructivas. son sujetos menos sujetados. tenemos que tener en cuenta que las manifestaciones de estos sujetos se dan mayormente dentro de grupos organizados y coordinados y no como conductas aisladas e individuales. Muy posiblemente. entre otros. Patologías como la perversa donde no existen sentimientos de culpa. encontramos terroristas con estructuras neuróticas. tanto en lo social como en lo interpersonal. actitudes que fue integrando dentro de su personalidad y que fueron limitando su capacidad de sentir empatía. sino más bien una suma de diferentes elementos de distintos cuadros psicopatológicos. En ello resulta relevante el sentimiento de pertenencia y 3 . Es decir. Es así que los factores que originan estas conductas son diversos: psicológicos. posibilita que vulnere las normas sociales sin que sienta culpa o ansiedad durante o después de realizar sus acciones. sin sentir las emociones del daño que está provocando. Desde la perspectiva de la conducta grupal. lo que más adelante le facilita el hecho de dañar al otro. Desde diferentes perspectivas. distante y agresiva. Según la teoría del aprendizaje. Su forma de pensar sin remordimientos. sociales y físicos. más al contrario fue desarrollando mayor cantidad de conductas negativas. Sin embargo. las mismas que generan en ellos hostilidad. Es decir que se pueden encontrar en ellos conductas de desconfianza e inseguridad descontroladas.. Dentro de su pensamiento. las mismas que le facilitarían luego una actitud psicopática propia del terrorista desde la perspectiva de lo esperado en la sociedad actual. siente que debe generar cambios.. Las represalias que tuvo por sus manifestaciones negativas durante su socialización no le fueron útiles para ir amoldando su personalidad con la conducta esperada. dentro de los que estarían incluidos los trastornos paranoides.

surgiendo la fuerza y necesidad de generar. así como la posibilidad de desempeñar un rol dentro de las acciones grupales de trascendencia que le dé a esta persona necesidades de reconocimiento el prestigio requerido.cohesión buscados por estas personas a través de otras. La personalidad es anormal. se entiende por trastorno de personalidad aquellos "patrones de conducta profundamente arraigados. lo que favorece acciones de enfrentamiento negativas. Para la teoría psicoanalítica. su calidad y expresión o en el aspecto total. Con generalidad. la suma de estos elementos presentados en forma simultánea y sistemática. facilitaron una manera distinta de percibir el mundo y de pronto este grupo le otorga conformidad con esas nuevas "normas". además. o por lo menos ésta difiere de lo esperado. Dentro de un grupo se pueden satisfacer necesidades personales de diversa índole. se observa que las expresiones de conducta que ellos manifiestan en su vida están arraigadas dentro de su personalidad. inclusive más fuerte. tornando la conducta de éste en contraria a las normas de la sociedad. ya sea en el equilibrio de sus componentes. se observan vivencias de maltrato o de disfuncionalidad dentro las familias de estas personas. para obtener al progenitor del sexo contrario para sí. facilita la generación de ideas de cambio social compartido con el grupo y reforzado por la fortaleza de la cohesión de sus miembros a través de la identificación entre éstos. la explicación podría ir dada a través de la no identificación con su par sexual durante la resolución del Complejo de Edipo en la etapa fálica. De esta manera. entonces este individuo no posee moral. El grupo es capaz de proporcionar valores y motivaciones que vayan a remplazar las carencias del sujeto. al darse cuenta de la imposibilidad (moral). Actualmente. tanto en ser escuchado. se genera en esta persona su Súper Yo. resultado de una infancia donde los sentimientos estuvieron distantes y ajenos a su desarrollo. como en expresar sus propias ideas. creando satisfacción e identificación. Durante este proceso la persona rivaliza con su sexo par. sufre y hace sufrir a otros y hay un aspecto adverso sobre el individuo o la sociedad". bajo diferentes tipos de manifestaciones. aunque con frecuencia se vuelven menos obvios en la edad media o en la vejez. cambios visibles dentro de la sociedad. afirmadas desde variadas experiencias incubadas desde su infancia y maduradas desde su mayoría de edad. Éstas no serán 4 . según la definición utilizada por la Organización Mundial de la Salud. Analizando de manera detallada esta definición. pues tiene dificultades para diferenciar lo bueno de lo malo. y continúan durante la mayor parte de la vida adulta. lo más consensuado es describir a un terrorista dentro de los trastornos de personalidad de la psicopatología. que casi siempre se reconocen en la etapa de la adolescencia o antes. expresados en las conductas terroristas que se conocen. haciendo percibir a su mundo como hostil. vale decir que las normas y la moral vienen a formar parte de su personalidad. Sus experiencias y vida diferentes a las comunes. Si ello no sucedió de manera exitosa. factores que se van acumulando y van distorsionando de forma intensa y profunda el ser de este individuo. A causa de esta desviación o psicopatía. en lo que atañe a un terrorista. tornándose la identificación con lo malo. el grupo cubre además la necesidad de comunicación. En forma adicional. Así.

. Bajo nuestro punto de vista. que son generalmente políticas.. También se cumple en la conducta del terrorista el hecho de hacer sufrir a los demás con las manifestaciones de sus acciones contrarias a lo esperado.. 5 . podemos encontrar diferentes características del terrorismo: . . . el marco de referencia que nos puede ayudar más a entender las cosas es el psicoanalítico. por su incapacidad de empatía. un mecanismo psicológico vacío de todo contenido desde el punto de vista racional. sin sentir culpa por ello. .Internalizacion de temores y miedos por sus vivencias infantiles amenazantes producto de un exceso de autoridad por parte de los padres. religiosas o ideológicas. Se propone forzar o intimidar a gobiernos o sociedades en la búsqueda de sus metas.Deseos intensos de venganza y fantasías de realizar hazañas grandiosas que pueden conducir a la descarga de sus impulsos hostiles.Presentan características sádicas donde se expulsa el instinto de muerte desde el yo y por el influjo de la libido naciente. . lo que tiene como resultado desprecio a la autoridad.Incapacidad para transformar su persistente egocentrismo y su egolatría (narcisismo primitivo) en elementos integrantes de ideales y conciencia saludable (ideales del yo y elementos del superyo).Existe una perdida de las fronteras del yo o un gran deterioro de la evaluación de la realidad.Visión de la victima como una imagen compuesta que incorpora y refleja la propia imagen criminal. .Incapacidad de tolerar la frustración y encontrar satisfacción suficiente para canalizar sus sentimientos agresivos y hostiles mediante actividades constructivas. pero es una de las vías de manifestación.Su búsqueda frenética de destrucción con cierta pérdida de control esta vinculada al monto de pulsión de muerte que sobrelleva. . Pulsión de muerte y terrorismo Partimos entonces de que el terrorismo es el uso calculado de la violencia o de inculcar miedo. Además es un método de persuasión por la fuerza.necesariamente únicamente las de un terrorista.Poseen rasgos neuróticos obsesivos que se aferran a creencias y practicas irracionales y las defienden a como de lugar. Seguiremos pues intentando articular la pulsión de muerte con el terrorismo. Desde un análisis psicoanalítico. .

podrá impedir que el Thanatos la destruya mediante sus múltiples expresiones agresivas. la justicia. la verdad. los grupos.. es decir. Se podrá frenar temporalmente. en fin. la cultura. lo llevan a la practica y de ello resultan comportamientos irracionales tales como las guerras y el genocidio”. Justamente la salud mental depende del predominio de este impulso. Sino se enfrenta a las causas esto va a ser aprovechado por lideres enfermos. La investigación psicoanalítica muestra que la esencia más profunda 6 . Esta ultima. una de ellas. el respeto por los derechos humanos.La compulsividad que surge casi siempre provocada por la angustia que es transmitida a otros por medio de la destrucción. Si la sociedad fomenta los valores morales.. El psicópata tiende a atacar a la sociedad sin importarle ningún valor moral con tal de lograr los objetivos que se proponga. los procesos de pensamiento no están desintegrados. cuando estos mecanismos escapan a nuestro control.. la humanidad ya habría perecido victima de si misma.. todas aquellas expresiones amorosas. lo amoroso. Es obvio que este tipo de destrucción necesita para su planeación y ejecución mentes privilegiadas e inteligentes y al mismo tiempo enfermas. en lugar de contener el funcionamiento psicótico.. El problema es como puede responder la sociedad. es el constituyente de la tendencia de la tendencia hacia lo bueno. En las personas que padecen esta patología esta alterada su “moral social” por la insensibilidad hacia los demás y no hay perfil especifico.. Por tanto. En este sentido. es decir. se asegura que la destrucción va a tener éxito y al mismo tiempo se pretende que tenga una persecución social que entre mas intensa. se les favorece su patología. Podemos considerar que el terrorismo es una de las manifestaciones mas sofisticadas de la pulsión de muerte por que se trata de destruir a otros que se suponen confiados e indefensos. se cumplen mejor sus siniestros objetivos. la psicoanalista H.. Tengamos en cuenta que en realidad nunca puede haber un exterminio del mal. Si la sociedad facilita la desigualdad o la injusticia por ejemplo. Es aquí donde está la verdadera prevención. lo creativo. Segal (1987) señala: “el grado de deshumanización que observamos en las practicas grupales tale como el genocidio solo se podrá observar a nivel individual en un psicótico o en una psicópata criminal. En la psicopatía el ego o el yo no esta alterado. la solidaridad. En el sujeto terrorista se conjugan dos de los mecanismos inconscientes más destructivos desde el punto de vista psicológico: el paranoide y el psicopático. podemos afirmar que se trata de un fenómeno social perverso. el terrorismo”. El paranoide teme ser agredido por que inconscientemente ha puesto su propia agresividad en los demás y reacciona con violencia destruyendo. a evolucionar hacia lo constructivo y si no fuera por su existencia. también llamada Eros. pero el Thanatos estará listo para aprovechar cualquier justificación para desmandarse y subyugar de esta forma la pulsión de vida.

Animada por este éxito se ha dejado inducir a intensificar en grado máximo las exigencias morales. ha ganado para la obediencia o la civilización a un gran numero de hombres que no siguen en ello a su naturaleza. En 1923 Freud redefine los conceptos previos y afirma que la identificación que hace posible la arquitectura del yo y del superyo es una “especie” de sublimación de las pulsiones dirigidas originalmente hacia los objetos primarios (madre-padre). La represión libidinal y el sentimiento de culpa son dos corolarios intrapsíquicos de este conflicto nunca resuelto. cambian de objeto y se vuelven en parte contra la propia persona. se unen entre si. por agregados eróticos en tendencias altruistas sociales. pero articulado con toda la “cultura” en una evolución hacia el 7 . De este modo. Otra parte de esta transformación de los instintos tiene que ser llevado a cabo en la vida misma. según su relación con las necesidades y las exigencias de la comunidad humana.del hombre consiste en impulsos instintivos de naturaleza elemental. Estos impulsos primitivos recorren un largo camino evolutivo hasta mostrarse eficientes en el adulto. bajo la acción del erotismo. Pero también toda la estructura del aparato psíquico puede considerarse como resultado satisfactorio de dicha lucha. La unión de los componentes eróticos transforma los instintos egoístas en instintos sociales. sino que esta sometido también a la influencia de la historia cultural de sus antepasados. La sociedad civilizada. desde luego. que todos los impulsos que la sociedad prohíbe como malos (tomemos como representación de los mismos los impulsos egoístas y los crueles) se encuentran entre tales impulsos primitivos. las “cargas pulsionales reprimidas” se pueden transformar en estructuras psíquicas (yo-superyo). Se clasifican por sus manifestaciones. En “El Malestar en la Cultura” Freud explica los distintos obstáculos que el individuo debe vencer para compatibilizar sus necesidades pulsionales con los requerimientos culturales. Las influencias de la civilización hacen que las tendencias egoístas sean convertidas. el individuo no se halla tan solo bajo la influencia de su medio civilizado presente. Estos impulsos instintivos no son en si ni buenos ni malos. que exige el bien obrar sin preocuparse del fundamento instintivo del mismo. Estos hombres se ven impuestos a una presión continuada de los instintos. dirigidos hacia otros fines y sectores. cada vez en mayor medida. Son inhibidos. la denominamos “disposición a la cultura”. iguales en todos y tendentes a la satisfacción de ciertas necesidades primitivas. obligando así a sus participantes a distanciarse aun mas de su disposición instintiva. podremos afirmar que tal disposición se compone de dos partes: una innata y otra adquirida en la vida y que la relación de ambas entre si y con la parte no transformada de la vida instintiva es muy variable. siempre conserva su potencialidad evolutiva. Debe concederse. El proceso de identificación no culmina luego del “sepultamiento del complejo de Edipo”. Si a la aptitud que un hombre entraña para transformar los instintos egoístas.

Cada cultura posibilita de un modo distinto la continuidad de estos procesos. Cuando ello acontece nos encontramos con distintos tipos de perturbaciones que no se originan en un conflicto estructural entre instancias psíquicas sino que se deben a una articulación alienante del individuo con su cultura. el hambre.infinito. con todo. la cual se le ha hecho siniestra. Ya en el Templo de Jerusalén.se pondría en marcha en el escenario político aquello a lo que él hacia alusión. Aun teniendo en cuenta las series complementarias. a través de la satisfacción masoquista y del goce directo del personaje. El lugar (como “objeto”) que originalmente tenían los padres para el niño lo ocupa la “cultura” para el adulto. es decir que provoca por si misma una ruptura de la homeostasis interna del individuo en equilibrio psíquico. Este camino nos lleva inevitablemente al terreno de las desigualdades sociales y el poner en duda la acción de ciertos estados. esta dispuesto a dejarse aplacar por el momento con una gran gratificación meramente transitoria. Ello origina que se de el contexto ideal para un drama que podemos articular con las palabras de Freud. pueden ser consideradas como formas de “terrorismo” que parten de lo social y explotan dentro de la estructura individual. el sumo sacerdote realizaba sacrificios de animales como una forma de expiar los pecados de la 8 . a destacar. “El origen de la popularizada expresión chivo expiatorio puede encontrarse en la antigüedad. la inflación y alguna otra manifestación del mismo orden. en cierta manera. animado de un espíritu de mezquina complacencia. mundo externo y mundo interno. El héroe es. un rebelde contra Dios y lo divino. se consolidan las primitivas identificaciones y evolucionan en su configuración originaria. en principio. quien. sino que posee en si mismo a una autentica potencia generadora de alineación mental. La desigualdad y la injusticia de estado La injusticia que parte del estado. la actitud prometeica del ser humano. él no tenia idea de que en un futuro cercano – unos treinta años. algo que es llamado por muchos terrorismo de estado.. la incipiente rebelión contra el orden divino que decretó el imperio del sufrimiento. He aquí. cuya grandeza el drama tiende.. en efecto. A través del intercambio bidireccional. y es del sentimiento de miseria que la débil criatura siente enfrentada con el poderío divino de donde el placer puede considerarse derivado. la desocupación. El devenir de los cambios culturales puede ser fuente y origen de un proceso que conduce a la perdida de las identificaciones estructurales ya adquiridas y consolidadas. Para la época en que Freud escribió estas líneas. Según Freud “es indudable que el significado del drama guarda cierta relación con su descendencia de los ritos sacrificiales (el chivo y el chivo emisario) en el culto de los dioses: el drama aplaca. este “malestar” en la cultura siniestra no actúa como factor desencadenante solamente.

comunidad. en la Alemania hitleriana fueron los miembros de la comunidad -la raza en el decir popular.judía el pueblo elegido por los jerarcas del nazismo para que actuaran el triste. a fin de descargar la hostilidad que se ha acumulado en los agresores. En la actualidad. Y fue a los judíos. oprobioso y peligroso papel de los chivos que debían expiar –con sus sufrimientos las culpas del vapuleado orgullo alemán. a que ellos son los principales enemigos de los árabes en la convulsionada región del Cercano Oriente. Los chivos expiatorios aparecen en un colectivo a partir de identificar individuos miembros que han sido culpabilizados de un crimen – generalmente de los morbosos. No solo la impunidad debe estar presente en la ideación del agresor. como individuos y colectivo. De ahí el valor de simbólico del terminó en cuestión. Según la explicación del prejuicio a partir de la inmolación de los chivos. éstos son quienes aparecen como los nuevos invasores de la Europa libre.que les impusieran con el Tratado de Versalles. principio del tercer milenio. ya que cuentan con poca capacidad de defensa propia y de quienes debieran protegerlas.la seguridad del amparo en la impunidad del ataque agresivo. como son las xenófobas o las prejuiciosas. cuya victima fue algún miembro de la mayoría poblacional.por tener el mismo origen nacional. musulmanes y judíos. racial. Normalmente. es preciso comprender la figura de los chivos expiatorios y no puede dejar de aludirse al mecanismo defensivo del desplazamiento. También los sectores minoritarios. para lo que utilizaba un carnero que. luego de ser objeto de una manipulación ritual se lo despeñaba desde un cerro. tal aversión es efecto de la (des)ideologización que los demonizó. cargan con sus culpas. en estas conductas agresivas. 9 . los miembros de la comunidad judía pareciera que han perdido por el camino de sus múltiples exilios históricos de carácter demoníaco que oportunamente se les atribuyó debido. los que son las victimas propiciatorias de la hostilidad desplazada. el victimario necesita –como síntoma de su cobardía. fundamentalmente. político o cultural del agresor real o presunto. las victimas son atacadas por que se presentan como presas fáciles y seguras para el agresor. Generalmente. ésa es su única culpa y es excepcional que la aversión sea producto de experiencias que sean fuente de frustración directa para el agresor. merced a la avalancha de refugiados de aquel origen que se instalan en su territorio o pretenden hacerlo. En el periodo de entre ambas guerras mundiales. Como por ejemplo negros. se los expuso como los culpables de los fracasos económicos y de los dramas sociales que surgieron después de instalada la Republica de Weimar. Es decir. a quienes se presento a la opinión publica alemana y se les dibujo –además de una estrella en casaca y un numero grabado indeleblemente en sus antebrazosfrente el patriótico y valiente pueblo alemán de aquella época como los objetos sobre los cuales descargar la revancha que buscaban para limpiar el honor mancillado. Ellos suscitan respuestas de agresión de individuos previamente frustrados como consecuencia de un sentimiento de aversión hacia esos colectivos. aquella soberbia militarista que fuera humillada por las condiciones –infantes. Para finalizar.

o si no contribuimos a resolver algunos de los conflictos internacionales cuya persistencia es fuente de desesperanza e ira. Fundamentación supraindividual del acto a través de explicaciones político-ideológicas. Psicología del terrorista suicida Para comprender mejor la psique del terrorista suicida nos vamos a basar en las aportaciones de Daniel Esquibel. La paz del siglo XXI debe ser la del derecho internacional. Pero sí podemos aplicar el instrumental teórico-técnico sobre los datos disponibles respecto a su vida y al acto terrorista en sí. 9. socioeconómicas. Explotación del factor sorpresa. Planificación minuciosa de los atentados. 10 . Podemos considerar que la paz de siglo XXI no puede ser la paz armada. 3. 4. Homicidio de una o más de una persona. Suicidio de los atacantes. la solución negociada de conflictos y la superación de las dramáticas desigualdades que condenan al tercer mundo a la miseria y la desesperanza. Destrucción de bienes materiales. tenemos que abordar las profundas desigualdades que nos habitan. Según Esquibel. Simplemente porque muere al consumar su acto. la violencia espontánea ya sea individual o colectiva y la autoinmolación con objetivos políticos o religiosos. realizar entrevistas ni análisis directos de ninguna clase al terrorista suicida. No se toman en consideración otros fenómenos fronterizos con el mismo: el terrorismo sin suicidio del atacante. 6. 8. históricas. religiosas. ni del retroceso de la libertad en aras de la seguridad o de la confrontación de civilizaciones. 2. Búsqueda de la espectacularidad del evento. las notas esenciales que caracterizan al terrorismo suicida son: 1. psicólogo uruguayo que ha colaborado con gobiernos en el estudio del terrorismo. Primacía absoluta de la acción sobre los otros lenguajes humanos. Pertenencia a una organización militarizada rígidamente estructurada. por definición. 7. de las guerras sucias y largas. etc. También debemos tener en cuenta otra dificultad metodológica por demás obvia: no podemos. 5. la acción violenta individual.Si nuestro objetivo es un mundo mas habitable.

los actos rituales y las jerarquías sociales. Desde esta consideración de las cosas se puede teorizar que es posible que en el terrorista suicida se registra un predominio funcional del Complejo R. otra lo hace con las intensas emociones de los mamíferos y la otra con el comportamiento ritual de los reptiles. es el Neocórtex. explorar la zona del ataque y planificar las acciones desde zonas protegidas o clandestinas que les brinden seguridad. el cerebro posterior y zonas del cerebro medio. La agresividad no es adecuadamente contenida y canalizada. También adquiere gran importancia la territorialidad: trazar fronteras infranqueables entre los territorios reales y virtuales de "ellos" y "nosotros". según MacLean. sino que se desborda y estalla en violencia contra otras personas. Una de ellas opera con bases racionales y capacidad de abstracción. el más típicamente humano y el de más moderna evolución. University of Toronto Press. Se puede decir que la conducta del ser humano es programada desde tres computadoras biológicas con sistemas operativos altamente diferenciados. Cada uno de los tres "cerebros" que todos llevamos tiene singulares correspondencias con una etapa trascendente de la evolución de las especies. Lo concibe como si fueran tres ordenadores biológicos interconectados. atacar el de los otros. que en sus aspectos más desarrollados es característico de los mamíferos. defender su propio territorio. Si analizamos estas cuatro zonas de la conducta del terrorista suicida las encontramos altamente reforzadas y exacerbadas. Para MacLean el Complejo R es vital en la determinación de la conducta agresiva. cada uno de los cuales posee su propio sistema operativo diferente al de los otros dos.Toronto. compartido en rasgos generales con reptiles y mamíferos y constituido por la médula. MacLean elabora un modelo acerca de la estructura y el funcionamiento del cerebro humano. ritos impuestos por el entrenamiento terrorista y por 11 .1973). El ordenador más primitivo es el Complejo R. La vida cotidiana del terrorista suicida es plena de rituales: pensamiento ritualizado por factores políticos o religiosos que imponen fórmulas repetitivas y rígidas. Es el modelo del Cerebro Trino.Aportaciones desde los estudios sobre el cerebro: Paul MacLean dio a conocer las conclusiones básicas de su estudio de laboratorio sobre la evolución cerebral y la conducta animal y humana ("A triune concept of the Brain and Behaviour". la territorialidad. Rodeando al Complejo R se encuentra el Sistema Límbico. contra objetos materiales y contra sí mismo. Y el tercer ordenador.

palabras y afectos con insólita y desconcertante libertad. ceremoniales burocráticos de la organización que integra. Es el reino absoluto de los más desmedidos impulsos sexuales y agresivos. son discutibles y nos parecen más constructivas y útiles las aportaciones psicoanalíticas. Allí no rige la lógica clásica sino otra lógica que asocia imágenes. no rigen las leyes habituales que ordenan el espacio y el tiempo. que apenas podemos atisbar por ejemplo a través de los sueños. aunque a 12 . El orden y la simplicidad del mando exigen ausencia de dudas y de críticas. Aportaciones del psicoanálisis Aunque las aportaciones desde los estudiosos del cerebro pueden ser interesantes. Y emerge en forma de acto terrorista. Ya sabemos que el inconsciente es una forma de organizar la vida psíquica y sus contenidos en base a patrones muy peculiares. que pugnan por la satisfacción inmediata sin otro criterio que la búsqueda irracional del placer. Ese núcleo que no puede nombrar ni decir trabaja como un topo en su interior para construir un camino que le permita emerger a la superficie. Y por otro lado la debilidad de factores del Sistema Límbico y del Neocórtex que en condiciones normales podrían operar como controles o mecanismos de equilibrio y compensación. el cumplimiento de las órdenes y el respeto a la autoridad de los jefes del grupo son factores siempre presentes en estas situaciones. Un acto que. el temor a la propia muerte. El predominio funcional del Complejo R tiene dos caras complementarias. Podríamos afirmar que hay elementos límbicos y corticales claramente bloqueados en estas personas: la empatía emocional con las personas que van a morir en el atentado. el amor por los seres queridos con el consiguiente deseo de compartir su vida con ellos y hasta los impulsos sexuales que podrían conducirlos hacia otra clase de vida totalmente distinta a la que los conduce a la muerte. Esquibel especifica una serie de hipótesis sobre el terrorista suicida a partir de una articulación psicoanalítica ya que ello permite poner el acento en que la conducta humana tiene muy fuertes determinaciones en lo inconsciente. la libertad para pensar con cabeza propia. El establecimiento de jerarquías estrictas es otro de los nudos de su personalidad. la compasión por las victímasela creatividad para escapar de los rígidos determinismos intelectuales y culturales. Es así que podemos pensar que el terrorista suicida dramatiza con sus actos una problemática inconsciente que no logra manejar en su mundo interno y que ni siquiera puede poner en palabras. la verticalidad del mando.las peculiaridades de una vida clandestina. En el mundo inconsciente. Por un lado la fuerza de los componentes reptílicos ya mencionados. Lo que le ocurre en la profundidad de su psiquis es tan lejano y extraño a su consciencia que carece del lenguaje capaz de vehiculizarlo y ayudar a su elaboración. en la medida que la disciplina.

Todas las explicaciones políticas. El fallo estaría dado por una relativa incapacidad del ambiente para sostenerlo. interpersonales y/o económicos). 13 . continentarlo. por lo tanto no existe el afuera y el adentro. históricas o religiosas que el terrorista suicida y/o su organización puedan ofrecer son racionalizaciones que encubren las raíces psicopatológicas del hecho. nacidos de la energía corporal que mueve brazos y piernas y crecidos ante las frustraciones experimentadas. De acuerdo a este modelo.Winnicott y Melanie Klein. todo lo cual contribuye a que su mundo sea formado por impulsos y objetos parciales donde ni siquiera hay una línea clara que distinga lo interior de lo exterior. en su desarrollo despliega esa irracionalidad inconsciente que le resulta inaccesible e innombrable. Pero otra parte queda anclada en vivencias terroríficas primitivas que seguramente han sido experimentadas durante los primeros meses de vida. aprende y se integra de algún modo a la vida social (inclusive con la posibilidad de alcanzar logros afectivos. sociales. Tampoco las distintas partes de su cuerpo están en un funcionamiento coordinado. toman un enorme y angustiante protagonismo. Particularmente la etapa anterior al quinto o sexto mes de vida. En ese contexto los impulsos destructivos. intelectuales. Es por este camino que se puede hacer una nueva hipótesis y considerar que el núcleo del terror inconsciente del terrorista suicida es la oscura vivencia del cuerpo fragmentado. hacerlo sentir cuidado con amor y ayudarlo a construirse como unidad. El niño de pocos meses todavía no se vive a sí mismo como una unidad con identidad propia. Esquibel plantea además que el terrorista suicida externaliza con sus actos un inmenso terror que lo acompaña y lo constituye desde etapas muy tempranas de su vida. Su personalidad aún no está integrada y los contenidos psíquicos constituyen fragmentos débilmente conectados unos con otros.veces pueda estar fría y concientemente planificado. Una parte de su personalidad crece y se desarrolla en contacto con la realidad. de la no integración de la personalidad y de la amenazante potencia de los impulsos destructivos. para cuya comprensión son muy válidos y complementarios los conceptos trabajados por los psicoanalistas Lacan. En este tiempo todavía no hay individuo. no hay unidad. estas características estarían exacerbadas en ciertas personas debido a un fallo ambiental durante esos primeros cinco o seis meses de vida.

como si le exigiera un nuevo marco de estabilidad y control. no de su forma. Es como si buscara una respuesta de parte del ambiente. la localidad donde vive y la sociedad toda con su cultura y sus leyes. Este núcleo de ideas paranoides es irreductible a toda lógica y a toda experiencia. mentira y destrucción. y que le permite escapar de los aspectos más intolerables de ambas. Para terminar con esta sistematización.A partir de este modelo se puede concebir una nueva hipótesis donde podemos teorizar que junto a ese núcleo de terror operan poderosas tendencias antisociales. Y cuanto más grande la necesidad de ese ambiente protector. encontramos las bases para establecer una nueva consideración o hipótesis: En el terrorista suicida hay núcleos de ideas delirantes de carácter paranoide. que no interfieren con los otros aspectos de la vida de la persona sino que se mantienen con cierta autonomía dentro de una serie temática específica (ya sea ideológica. El niño ha podido vivir algún tiempo significativo sintiendo que el ambiente le brinda un marco de confianza y estabilidad. más intensa podría llegar a ser la conducta antisocial. aunque no necesariamente en todos los casos. y muchas veces es protegido y ocultado frente a los demás pero posee un poder tal que puede estructurar por completo la vida de la persona. La perturbación es a nivel del contenido del pensamiento. religiosa. Y por otro lado también vive un falso self 14 . al delirio propiamente dicho. Surgen como respuesta a la desposesión emocional. Por un lado vive una vida interior secreta que es ajena y muchas veces opuesta a la realidad externa. El momento más primario de aparición de las tendencias antisociales en el niño es entre el primer y el segundo año de vida. etc.). Debe considerarse que la demanda-desafío es dirigida primero hacia la madre y luego hacia afuera en círculos concéntricos: la familia. En ese mundo él es protagonista activo de grandes acontecimientos sociales que involucran diversos eventos cargados de contenidos persecutorios. podemos deducir que el terrorista suicida presenta una profunda escisión de su personalidad. Comienza con ideas sobrevaloradas y/o deliroides y puede llegar. Las ideas delirantes del terrorista suicida van construyendo un mundo ficticio que es como un puente fallido entre las realidades interna y externa. pero luego siente que ese mismo ambiente le quita ese marco. Llegados a este punto. Se trata de ideas bien estructuradas y sistematizadas desde el punto de vista lógico. Allí pueden comenzar a afirmarse esas tendencias antisociales. la escuela. manifestadas luego en conductas de robo.

Pero el individuo se conecta con otras pautas culturales. Esto implica que percibe que sus pensamientos. sentimientos y/o acciones no son pertinentes en relación a su grupo social. Aportaciones desde la psicología social Esquibel también articula ciertas aportaciones desde la psicología social. tuvo un fallo y no cumplió cabalmente dicha tarea. Y en el segundo momento reaparece en la superficie de un modo violento. siendo por lo tanto su comunicación intra-grupal bastante conflictiva. pasando a vivir la totalidad o una parte de su cotidianeidad en un ámbito oculto y clandestino. La defensa frente a tal situación consiste en escindirse y desarrollar dos núcleos bien diferenciados de su personalidad. La clave psicosocial para comprender su conducta no está tanto en este último acto sino más bien en el primero ya que es allí donde desaparece de la red social debido a que no ha podido integrarse a ella.construido en base al sometimiento formal al mundo externo y sus demandas. es seducido por ellas y llega a amarlas inconscientemente. Su grupo social de pertenencia le marca pautas y normas de conducta cuya internalización ya señalamos que sería conflictiva. podemos establecer que el terrorista suicida no tiene un objeto bien constituido. El ambiente que en sus primeros meses de vida debió adaptarse activamente a sus necesidades. Esta escisión es resultado del desarrollo emocional primitivo. de un individuo que no ha aprendido a ser parte de su grupo social de origen. entonces. La mentira y el disimulo instalan una vida social secreta e invisible que se desarrolla bajo la apariencia de una estereotipada falsa adaptación a la realidad. Desde los estudios de la melancolía y el acto suicida. 15 . De este modo se aparta de él y solo reaparece para reinscribirse simbólicamente en su vieja red a través del acto terrorista que resignifica su existencia. abrupto y definitivo. en su acto final. Se trataría. Que no acepta a ese grupo y/o cree que no es aceptado por él. fracasando de este modo todo camino integrador y toda elaboración conducente al equilibrio. Su clásica trayectoria vital reconoce dos momentos cruciales. su lugar de pertenencia en una red social de la que se ha sentido excluido. confunde sujeto y objeto y destruye junto con su vida al objeto inconsciente de su amor. Mientras tanto el sentimiento de culpa crece. En el primero desaparece de la superficie de la vida social. Con ello se pone el acento en el vínculo social y se articula que el terrorista suicida busca ciegamente.

y cuando ese mismo grupo falla en todos sus mecanismos de elaboración sana. Si la resistencia al cambio que opera desde su interior es muy potente y rígida. los códigos de comunicación. que el terrorista suicida es el emergente visible de un grupo social que vive una tensión interna insoportable. Dicha tensión no se origina en el plano de los grandes relatos teóricos. Cuanto más lo ama más lo odia porque le hace sentir culpable. Y cuando lo destruye debe destruirse a sí mismo por la doble culpa que significa amar lo que debería solo odiar. la sexualidad. la estructura familiar. Su acto final destruye todo. ya sea modificando aspectos de su propia persona y de su vida y creencias o transformando junto con otros algunas pautas del grupo social de pertenencia. entonces sus mecanismos psicosociales inconscientes producen al terrorista suicida que será como la punta visible de un enorme iceberg sumergido. Los grandes relatos surgen luego como racionalizaciones y justificaciones de actos y deseos que se originan en otro plano. políticos. odio y culpa. Cuando un grupo social determinado es inundado por angustias extremas derivada de su propia vida cotidiana. LA INTERVENCIÓN EN VÍCTIMAS Nuestra posición clínica parte de las aportaciones psicoanalíticas sobre el trauma. y también destruir lo que en el fondo ama. los síntomas son señales de una memoria emocional excesivamente excitada que impulsa los recuerdos 16 . filosóficos. Desde la perspectiva del trauma psicológico es indiscutible que los vívidos y terroríficos momentos de una experiencia traumática se convierten en recuerdos grabados en el circuito emocional. entonces el deseo de destrucción se multiplica por la explosiva combinación de amor. podemos destacar. El origen más real y más profundo de la tensión grupal está en la vida cotidiana y en los procesos de cambio que afectan la crianza de los hijos. Desde esta perspectiva. pero principalmente pone punto final a una ambivalencia que su mundo interno ya no tolera. la percepción de la realidad. la resolución de los problemas básicos de la supervivencia. la relación de pareja. la apropiación de la tecnología. las figuras de autoridad. las rupturas o continuidades intergeneracionales y el vínculo con otras pautas culturales y con el medio ambiente.De esta trampa solo se puede escapar a través de procesos de cambio. ideológicos o religiosos. por último. la transmisión de la herencia cultural. los roles masculinos y femeninos.

vividos de un momento traumático a continuar inmiscuyéndose en la consciencia. como se descubrió en un estudio llevado a cabo entre los sobrevivientes del holocausto nazi. Desde un punto de vista biológico. son los siguientes: 1. requiere confrontar ciertos efectos en común. Este fenómeno del gatillo es el sello de todo trauma emocional. los efectos del terrorismo y de la violencia en general sobre la población y el individuo en particular son de características incapacitantes. cualquier estrés incontrolable puede tener el mismo impacto biológico". que inevitablemente. afirma que la víctima del trauma devastador puede no ser nunca más la misma biológicamente. de ahí que un sobreviviente afirmara "Si uno ha estado en Auschwitz y no tiene pesadillas. Para el investigador Carlos Sluzki. los recuerdos traumáticos se convierten en gatillos mentales preparados para disparar la alarma al menor indicio de que el espantoso momento esta a punto de producirse nuevamente. no es normal". cientos de personas soportan esos desastres y la mayoría salen con la clase de herida emocional que deja su huella en el cerebro. que libere a la víctima de los efectos 17 . La experiencia de inundación con un bloqueo subsiguiente acompañado de recuerdos intrusivos. o una experiencia única deplorable. la tortura. tenían pesadillas y temores. Las crueldades humanas graban en la memoria de sus víctimas un patrón que las hace mirar con miedo cualquier cosa vagamente similar al asalto mismo. etc. acompaña y perpetúa los efectos de la violencia crónica y que conduce a favorecer la construcción de una historia alternativa de los sucesos. Añade: "No importa si fue el incesante terror del combate. Así. Cualquier acontecimiento traumatizante puede implantar esos recuerdos . una desmitificación y una explicitación de los niveles de contradicción de la historia que los incluye o ancla. Los atormentadores recuerdos seguían vivos. o los repetidos maltratos en la infancia. pensaban a diario sobre la tragedia vivida. La huella que el horror deja en la memoria y la consecuente actitud de hipervigilancia puede durar toda la vida. Todo esfuerzo para liberar al individuo de los persistentes efectos negativos de los actos reiterados de violencia requerirá una reactualización y una recontextualización de las experiencias aisladas que permitan a un tiempo. Dennis Charney. una masacre. ya que cada persona y contexto presentan rasgos propios y se ven afectados por circunstancias específicas toda discusión acerca del tratamiento a las víctimas de la violencia tanto aislada como repetitiva. Un reescribir la historia y la experiencia de embotamiento con sumisión e identificación con el agresor. director de neurología clínica del Centro Nacional de Yale.gatillo en el circuito emocional: una violación. Ciertos autores se basan en ello para proponer una alternativa terapéutica que consistirá en una orientación dirigida a neutralizar la distorsión cognitiva. y si bien los efectos de las diferentes situaciones de violencia sobre cada individuo son únicos y singulares. En definitiva. una explosión. incluido el sentimiento del repetido maltrato físico en la infancia. 2.

como son: aquellos que describen los eventos acontecidos y aquellos que describen el ambiente. moldean la interacción de los individuos y de sus comunidades. siguiendo habitualmente un guión propuesto por los victimarios. también los valores. Al contrario. casi inevitablemente. membrecía a una comunidad geográfica (ciudad.destructivos. pertenecemos a comunidades religiosas e ideológicas. favoreciendo una discriminación de los significados y las narrativas que han sido previamente incorporados de manera no crítica. a revivir el terror. podemos decir que se trata de facilitar al sujeto elementos simbólicos que le permitan nombrar el horros y salir de la repetición del goce. la autodesvalorización dejan lugar al restablecimiento de la autoestima y a través de la indignación. situación que los lleva. Desde el enfoque ecológico encontramos también buenas aportaciones. no solo a las capacidades humanas de promover salud. Además. El modelo tiene en cuenta tres aspectos: La primera es que los individuos no son igualmente vulnerables y no se afectan de la misma manera. la culpa. abandonar el embotamiento. tiene posibilidades de ser recontextualizada y rehistorizada. la desconfianza. Debemos facilitar la construcción de historias alternativas. tanto la vulnerabilidad a ser víctima y las respuestas individuales además de los patrones de recuperación son multideterminados por interacciones entre los factores mutuamente influyentes. sobrelleva el estrés y le da sentido a eventos potencialmente traumatizantes. es pues una lucha agotadora a través de la cual la experiencia traumática de violencia. eventuales y ambientales. La analogía ecológica interpreta eventos violentos y traumáticos como amenazas ecológicas. Desde una perspectiva psicoanalítica más precisa. el terror. 18 . así como los eventos violentos pueden agotar los recursos de la comunidad. por ejemplo. por la otra. racial. dentro del cual un individuo vive. abandonar la sumisión a través de una revisión crítica de las distorsiones cognitivas que la misma implica. El proceso terapéutico. la vergüenza y la rabia. el crimen. a la recuperación de la dignidad. pueblo o vecindario). la pobreza. Así. la violencia urbana. étnica o lingüística. Estos factores juntos definen el "ecosistema" persona . La mayoría de nosotros pertenecemos a diversos grupos culturales y comunidades. pues afecta la habilidad de la comunidad para ofrecer un ambiente seguro: el racismo.comunidad. El modelo ecológico plantea que cada reacción individual a eventos traumáticos y violentos esta influenciada por los atributos combinados de esas comunidades a las que esa persona pertenece y de los cuales sustrae su identidad. la vergüenza. tradicionales y creencias de ésta pueden defenderla y apoyar su capacidad de resistencia en el despertar de la violencia. Se debe acompañar a las víctimas en un doble proceso: Por una parte. De igual manera. Los factores personales. sino a la capacidad de resistencia y recuperación de los miembros afectados. Una amenaza ecológica es en efecto. son por lo tanto contaminantes ambientales.

Los factores de persona. En la ausencia de una intervención apropiada. La intervención puede interactuar con otras influencias ecológicas para fomentar la recuperación. ya que la existencia de gran número de personas que no utilizan o que no se benefician de la intervención clínica. relación víctima victimario. una comprensión del trauma psicológico requiere que se reconozca que la mayoría no tiene acceso al tratamiento clínico y que es importante una expansión de las actividades investigativas para entender su estatus postraumático y su proceso de recuperación. inteligencia. 3. En un marco ecológico. Los aspectos eventuales incluyen por ejemplo. significado del hecho. es decir. En la mayoría de los casos. La recuperación puede ocurrir en ausencia de cuidado clínico. La importancia del modelo esta dado por la necesidad de implementar una reforma social en la intervención comunitaria. Se hace necesario. la frecuencia. Y finalmente 4. subraya la necesidad de establecer estudios comunitarios sobre la recuperación después de un trauma en los sobrevivientes que no han sido tratados. no se tendrá este acceso. sino de los déficit ecológicos de un ambiente de recuperación y de falla de las intervenciones enfocadas hacia el trauma para lograr la calidad y el apoyo que brinda la relación existente entre individuo y su contexto social. nivel de angustia. algunos individuos no se recuperaran. afectos. el grado de violencia física. no garantiza que la persona se recupere. Grupos de psicoterapia breve Consideramos que los grupos de psicoterapia ofrecen una forma segura y controlada de abordar la problemática interna de las víctimas de atentados 19 . los afectados pueden o no tener acceso a un tratamiento clínico. es signo no sólo de la persistencia de la angustia individual. el apoyo familiar). es que la intervención clínica. educar a la comunidad en relación con lo que es un trauma. consiste en que después de tener acceso a una exposición traumática. O puede intensificar la angustia e impedir la recuperación.La segunda premisa del modelo ecológico. Una tercera premisa íntimamente ligada con la anterior. evento y ambiente pueden influir en la respuesta postraumática y en la recuperación de un individuo (la edad. el grado de terror y humillación soportado. capacidad de aguantar y resistir el impacto. y si el trauma fue experimentado sólo o en grupo y todos los detalles circunstanciales a los cuales el individuo y su comunidad le pueden adjudicar significado. La recuperación puede ocurrir por cuatro caminos posibles: 1. cuando el ecosistema apoya la recuperación y cuando los sistemas de apoyo y los recursos basados en la comunidad son suficientes. una recuperación no lograda. etapa del desarrollo. particularmente. 2. cuales son las secuelas. la severidad y la duración del evento. desmitificar la intervención clínica y propender por una intervención comunitaria y social.

percepciones y conductas. La psicoterapia de grupo como técnica específica para el tratamiento de diferentes problemas psicológicos trata de inducir cambios en los pacientes mediante su inclusión en un grupo de personas que acuden con la misma finalidad. En la psicoterapia de grupo. el objetivo es romper con los modos disociados de funcionamiento psíquico de estos pacientes. el resto de los miembros. En muchos casos es 20 . Trabajar estos problemas en el seno de un grupo permite romper con la sensación de aislamiento que presentan estas personas. sino que adquiere una entidad propia. como en sus vínculos con ellos mismos.terroristas. Generalmente se utilizan diversas escalas para valorar el estado mental y la evolución de los pacientes. tanto la propia imagen de impotencia del sujeto como la representación del otro en cuanto que agresivo. en la sintomatología del trastorno de estrés postraumático y en la depresiva. debido a la tendencia a disociar los sentimientos. favoreciendo la integración. No es que el cambio se produzca mediante la participación en el grupo. sino que el agente de cambio es el grupo mismo. al modo de una unidad que resulta de la articulación de los aportes de cada uno de sus miembros. siempre cargados de ambigüedad y de sentimientos de incomprensión. es lo que Bion denomina mentalidad grupal. Al finalizar el tratamiento. todo lo que tiene que ver con el atentado y las circunstancias que lo rodearon del resto. diferente de cada uno de los miembros que lo forma e independiente y mayor que la suma de las partes que lo componen. Esto resulta particularmente importante en el tipo de pacientes sobre el que se realiza este trabajo debido a las dificultades que desarrollan. se ha observado generalmente una mejoría en la actividad global. la división activa de su representación del mundo y de sí mismos en elementos totalmente buenos o totalmente malos. contraponiendo. han cambiado las representaciones inconscientes que generan la angustia. de este modo. esto es. pero cuya resultante final no está en función de la suma de sus elementos particulares. siendo la línea divisoria la establecida por el atentado y sus efectos. con su creencia de que sus sentimientos son únicos y. es decir. tanto en el área de la vinculación con el mundo externo como también en la relación con su mundo afectivo interior. casi siempre de modo semejante. se ha generado un sentimiento de capacidad y se ha pasado de la inseguridad absoluta a crear un sentimiento de confianza. Ante la irrupción inesperada y profundamente traumática del atentado se promueve un monto de angustia que el sujeto no puede tolerar y del que se defiende de modo casi automático. El grupo funciona como un todo. Los mecanismos defensivos que estos sujetos ponen en marcha para defenderse de este insoportable nivel de angustia son variados y tienen como eje de todos ellos el mecanismo disociativo de la escisión. en dos planos bien diferenciados. tanto en los vínculos con las personas que les rodean. Al analizar la evolución de las defensas vemos cómo se ha creado una estructura intrapsíquica que permite un mejor afrontamiento de la angustia y una mejoría en la capacidad de apaciguamiento de los afectos displacenteros. pueden integrar sus temores con los que presentan.

Se trata de aliviar la preocupación de que al expresar los recuerdos. Se busca. 2002. por lo tanto. lo que permite empezar a estructurar su realidad desde una visión diferente. en cuarto lugar. en un segundo momento. Finalmente. El grupo debe fomentar la capacidad de recordar los detalles del trauma y. se trata de crear un clima de seguridad que permita ir recuperando los recuerdos y emociones escindidos para. sobre todo. Otro de los propósitos de la terapia de grupo en las víctimas de atentados es el de ayudar a estas personas a hacerse cargo de sus propias necesidades. Esta posibilidad tiene un efecto organizativo. No es la suma de unas historias semejantes. pensamos que es necesario estabilizar las reacciones psicológicas y fisiológicas relacionadas con el atentado. y. la recuperación de recuerdos relacionados con el trauma. permitiendo una exposición gradual al trauma y sus efectos dentro de un contexto que se considera seguro y en el que. en primer lugar. en tercer lugar. Destacamos. Sensación que no suelen percibir dentro del entorno social y familiar. 13: 36-45 El trabajo se realiza con personas que han sido víctimas directas de un atentado terrorista. éste se reactive.en el seno del grupo donde por primera vez pueden contactar con sentimientos que les han sido ajenos y pueden hablar sobre ellos. aprender a controlar las consecuencias del trauma. sería la exploración y la evaluación de las percepciones y de las emociones de los afectados. se desarrolla una sensación de comprensión por parte de los que participan. permite a los pacientes establecer una diferencia entre la impotencia y la incapacidad que sintieron en el pasado y las posibilidades que tienen en el momento actual. al existir una experiencia traumática común. el entender los efectos que tienen las experiencias pasadas en los comportamientos y en la expresión de afectos actuales. conseguir que la experiencia de cohesión grupal permita integrar las vivencias y consecuencias del trauma en la vida intrapsíquica e interpersonal del sujeto. que puedan enfrentarlas activamente sin la intrusión de las experiencias y percepciones del pasado. La Asociación de Víctimas del Terrorismo contactó con 21 . resumiendo las opiniones de algunos de los autores que más han trabajado con este tipo de pacientes. aprender nuevas formas de afrontar el estrés interpersonal. los efectos que haya podido tener sobre la vida cotidiana de cada uno. en segundo lugar. podemos establecer una serie de objetivos grupales generales. Cuando hablamos de ambiente seguro grupal nos referimos a aquel que proporciona aceptación emocional en un ambiente de tolerancia. así. al hablar del trauma. como ejemplo: “Psicoterapia breve de grupo en el tratamiento de las víctimas de atentados terroristas” Mapfre Medicina. sino la creación del sentido de pertenencia a una misma estructura lo que promueve el cambio. por último. Los grupos de psicoterapia pueden ofrecer una forma segura y controlada de abordar la problemática interna de cada persona que los compone. En definitiva.

uno con incapacidad laboral transitoria y cuatro con incapacidad laboral permanente. Escala visual analógica (EVA). cada uno de los 17 síntomas que se recogen en el DSM-IV (24) para el diagnóstico de este trastorno.algunos de sus miembros a los que ofreció la posibilidad de participar en este proyecto de investigación. Se seleccionaron ocho pacientes a los que se les solicita su aceptación del tratamiento y la realización de las escalas de evaluación. STAI (State Trait Anxiety Inventory (Cuestionario de Ansiedad como Estado y Rasgo) (25. Escala de Hamilton para la depresión (27). 26). Las personas interesadas son valoradas individualmente por dos entrevistadores (los futuros psicoterapeutas) para determinar el cuadro clínico que presentan en la actualidad y la conveniencia de su inclusión en una terapia grupal. así como la posibilidad de beneficiarse de los objetivos terapéuticos propuestos. basado en la psicoterapia grupal. Escala de intensidad de la sintomatología del trastorno de estrés postraumático (TEPT). Se valoran clínicamente de 0 (ausencia del síntoma) a 4 (síntoma incapacitante). Las escalas aplicadas son las siguientes: 1. evitación y aumento de actividad. del DSM-IV. 4. con una media de 9 años. 8. En lo referente al estado civil cinco son casados. 7. de edades comprendidas entre los 21 y 50 años (edad media de 37 años). con el objetivo de poder cuantificar y cualificar su estado mental antes y después del tratamiento. 22 . Escala de frecuencia de la sintomatología del trastorno de estrés postraumático (TEPT). Desde el momento del atentado hasta la actualidad han transcurrido entre 4 y 21 años. La mitad de los componentes son varones y la otra mitad mujeres. y se agrupan en tres bloques que son reexperimentación. En cuanto a la actividad laboral hay tres en activo. 3. Se utiliza exclusivamente la valoración del rasgo. Realizada de forma idéntica a la anterior. en la que el paciente refleja su impresión subjetiva sobre su estado clínico. 22) (Escala de Impacto de Acontecimientos) traducida por nosotros. Escala de evaluación de la actividad global (EEAG). dos solteros y un viudo. Impact of Events Scale (IES) (21. Escala de funcionamiento del yo de Bellack (23). se valora la frecuencia de los síntomas desde 0 (ausencia del síntoma) a 4 (todos los días). 2. 5. y así determinar su evolución. 6.

R. Finalizada cada sesión. Buenos Aires: Amorrortù. ¿se siente Ud. ¿tiene Ud. Escala de impresión clínica global según el médico (ICGM).9. los dos terapeutas revisan el material surgido para después analizarlo con un supervisor externo. ¿se siente Ud. Compuesto por siete preguntas que el paciente valora como nada (0). Berger. La duración es de una hora y quince minutos. gravemente enfermo (6) y extremadamente enfermo (7). Las preguntas que integran el cuestionario son: ¿se siente Ud. apoyado por su familia?. Comprendido por su familia?. lo que da un total de ocho meses. Se valora como: sin ningún trastorno (1). poco (1). H(2002) La tortura . BION. excepto las dos últimas sesiones que son quincenales. Esto permite esclarecer lo ocurrido en la dinámica de grupo y proponer las actuaciones terapéuticas a desarrollar en la siguiente sesión. bastante (3) o mucho (4). Se extiende a lo largo de treinta sesiones. Escala de impresión clínica global según el paciente (ICGP). ¿se siente Ud. algo (2). PREGUNTAS 1234- Estructura psicológica del terrorista Psicología del terrorista suicida Describe el modelo ecológico Objetivos de la psicoterapia de grupos en víctimas del terrorismo BIBLIOGRAFIA Bibliografía general Específica: Alleg. México:Pórtico. moderadamente enfermo (4). ¿mantiene Ud. J ( 1983) La Construcción Social de la Realidad. levemente enfermo (3). ( 2005) Elementos del Psicoanálisis. 11. al límite de la enfermedad (2). socialmente comprendido?. 10. amigos con los que pueda contar? El tratamiento consiste en una psicoterapia grupal de orientación dinámica con dos psicoterapeutas en la coordinación. Buenos Aires:Paidos. Cuestionario de funcionamiento social. marcadamente enfermo (5). Se utiliza la misma valoración que en la escala anterior. 23 . W. ¿le satisface su vida social?. socialmente apoyado?. El grupo es cerrado (tras su inicio no se admitirá la entrada de nuevos pacientes) y de una frecuencia semanal. relaciones satisfactorias con sus personas cercanas?.

Bleichman.(2003) Introducción al Estudio de las Perversiones. Psicoterapia breve de grupo en el tratamiento de las víctimas de atentados terroristas Mapfre Medicina.Barcelona: Nueva Visión. 13: 36-45 24 . 2002. H.