Tropología del poder: hipocresía, cinismo, sarcasmo

Juan Luis Conde
Departamento de Filología Latina
Universidad Complutense

2011

A) EL SURGIMIENTO (SIMULTÁNEO) DEL DISCURSO Y DE LA
MENTIRA
En la novela A Bend by the River, del Premio Nobel V.S. Naipaul, un
africano oriental reflexiona sobre el colonialismo europeo en los siguientes
términos:
‘Si fue Europa la que nos dio a los de la costa una idea de nuestra historia,
también fue Europa, tengo la impresión, la que nos introdujo en la mentira. Los
que habíamos estado en esa parte de África antes de los europeos nunca habíamos
mentido respecto a nosotros. No porque tuviésemos moral. No mentíamos porque
nunca nos enjuiciábamos y no creíamos tener nada por lo que mentir; éramos
gente que simplemente hacía lo que hacía. Pero los europeos podían hacer una cosa
y decir otra diferente; y podían actuar así porque tenían una idea de lo que debían a
su civilización. Era su gran ventaja sobre nosotros. Los europeos querían oro y
esclavos, como todo el mundo; pero al mismo tiempo querían que se levantasen
estatuas en su honor como personas que habían hecho buenas cosas por los
esclavos.’
Traducidos como mundos culturales y geográficos distintos, y entre los que
media la relación dominante/dominado, en el texto de Naipaul se enfrentan en
realidad dos estratos diferentes del yacimiento moral humano, representados aquí
por los africanos y los europeos. No me encuentro en condiciones de juzgar el
fundamento histórico de lo que allí se dice, pero esa idea de sus compatriotas que

coincidirá. lo que es igual. precisamente. Simplemente hacían lo que hacían. En cierto modo podría decirse que los romanos descubrieron por vez primera un auditorio humano al que dirigirse. no tenían necesidad de mentir. . como ritual o como conjuro. al mismo tiempo brutal e inocente.tiene el personaje nos serviría bien para representarnos a los romanos antes de las Guerras Púnicas: no se enjuiciaban. pero no como excusa. cuyos orígenes no por casualidad serán en griego. Como los africanos. pero no todos se han visto acompañados de justificación. la utilidad de desarrollar un nuevo argumentario a la altura de los valores morales desarrollados por los helenos. Hubo un tiempo en que Roma tampoco buscaba justificaciones a su comportamiento. cuya propiciación era el objetivo de ofrendas y prácticas como la llamada ley de los feciales. sobre todo. en especial cuando Roma se topa con el mundo griego. Aparte de eso. LAS ETAPAS DEL DISCURSO Actos brutales y agresivos se han producido siempre. que con buenas razones podemos denominar como la etapa de la hipocresía. para declarar la guerra. los dioses. se hallarían en una especie de “grado cero” de la moral o. y tampoco nos consta que Atila desplegase un discurso estructurado para explicar al mundo los objetivos de los hunos. hay un estrato de actos sin lenguaje encubridor. Esta nueva etapa discursiva. con el nacimiento de la prosa literaria en Roma. sus estrategas descubren la necesidad y. En el yacimiento de la moral. Más tarde. de la “civilización”. que establecía un escrupuloso ritual. o más exactamente los africanos antes de su contacto con los europeos. La Mafia es sanguinaria y bastante poco locuaz. dirigido por estos sacerdotes. Con deportiva naturalidad. la búsqueda expresa de gloria y de botín (gloria et praeda) era suficiente razón para hacer lo que hacían. no encontraban necesidad de justificar la extensión del poder y la caza de gloria y botín. A los romanos de aquel período en gran medida preliterario les bastaba con oraciones y oráculos. En el marco de una típica “cultura de la vergüenza” y dirigida por una aristocracia guerrera. Puede haber lenguaje como protocolo. no tenían más que un auditorio exterior.

también. declarando como un Patton de su época la “liberación” de Grecia. En realidad. A la primera etapa pertenecerían sus guerras anexionistas. el poder. Igual que los europeos de la cita de Naipaul. ese deseo de buena imagen es un prejuicio civilizado y está en el origen del discurso político e ideológico: es un motivo por el que el poder habla. desaparecerá del lenguaje oficial.En griego. pondrá de moda la pretensión romana de llevar a los griegos la libertad republicana frente al despotismo propio de las monarquías helenísticas. que para nosotros supuso la naqba de 1898. los ideólogos y diplomáticos latinoparlantes desplegarán una ofensiva cultural para eliminar del belicismo romano cualquier atisbo de móvil económico: el botín y la codicia. Todos esos impulsos debieron actuar sobre gentes como Fabio Píctor o Tito Quincio Flaminino y el resto de autores intelectuales de la propaganda romana en torno a los valores del humanitarismo y la libertad. Ese proceso puede considerarse. pero. Fabio Píctor. fue cuestión de mala suerte: eran los tiempos del presidente republicano . “Nadie es tan malvado que también quiera parecerlo”. substituidos por valores éticos y principios políticos mucho más filantrópicos. alegará la defensa propia y de los aliados como el fundamento de la belicosa política internacional romana. los romanos querían oro y esclavos. La primera epopeya estuvo consagrada por el místico “Destino Manifiesto”. profesor emérito de la Universidad de California. gracias a la que ocupó (en muchos casos hasta hoy día) enclaves del imperio español en las Antillas y el Pacífico. ahora querían también ser comprendidos y bien considerados: ahora lo querían todo . la transición ha sido identificada también por Chalmers Johnson.la riqueza. el primer analista. a lo largo de la historia imperial de EE UU. C. más que suficientemente ilustradas por la narrativa cinematográfica: la llamada “Conquista del Oeste” contra México y los indígenas del Sudoeste. como todo el mundo. a los que los helenos achacaban el expansionismo romano. describe bien esta nueva fase. Perceptible en Roma a raíz de la II Guerra Púnica. y Quinto Flaminino. En los albores del siglo II a. un ejemplo de la transición del imperialismo sin mala conciencia al imperialismo “idealista”. las “dictaduras” de su tiempo. y la posterior Guerra con España.. La segunda. además. la razón y la virtud… El apotegma de Quintiliano.

que en nuestra época se convertiría en la “misión” de “democratizar” el mundo. en el 167 a. mediante la conquista militar y la explotación colonial. Wilson es el padrino de los ideólogos contemporáneos que justifican el poder imperial americano en términos de exportación de la democracia.Theodor Roosevelt y de editores desaprensivos como William Randolf Hearst. Fue especialmente quien suministró las bases intelectuales de una política exterior intervencionista. el padre de las relaciones públicas. el demócrata Woodrow Wilson consiguió renovar su mandato presidencial con un eslogan aislacionista y pacifista – para. Su Senado se forjaría así una verdadera arma para debilitar a las ultimas potencias helenísticas: como probaron los hechos. Chalmers Johnson lo ha descrito así: “Roosevelt y sus compañeros defendían un imperialismo estadounidense inspirado en el modelo británico. Tras la batalla de Pidna. mientras en Europa se desarrollaba la Gran Guerra. el Senado de Roma emitió un senadoconsulto arengando a las poblaciones helenas a rebelarse contra sus dictaduras e induciéndoles a recurrir a Roma en pos de la “libertad”. que buscaba el poder y la gloria por sí mismos. apoyada en una retórica humanista y democrática. un laboratorio de técnicas persuasivas que estaba bajo la batuta de Edward Barnays. arrastrar al país a una guerra impopular gracias a una hábil campaña de propaganda orquestada por el Comité de Información Pública.C. Wilson. la libertas no sólo no significaba ya la promesa de . Dieciocho años más tarde. proporcionó un fundamento idealista al imperialismo americano. en cambio. a renglón seguido. Ese año. y en el que el profesor Noam Chomsky quiere ver los orígenes de los actuales métodos de control de la opinión en las sociedades democráticas. en 1916. en la que las potencias coloniales se desgarraban como hienas peleando por el bocado imperial. los EE UU parecían un país remolón y como satisfecho del poder adquirido." B) LA ERA DE LAS CONTRADICCIONES En tiempos de Polibio los romanos mantenían esa misma estrategia. capaces de conjurar los impetuosos espíritus imperialistas de la república norteamericana contra monarquías en declive..

No conocemos a su autor. Cicerón arenga a sus conciudanos a hacer la guerra en defensa de la riquísima provincia de Asia para proteger a sus aliados asiáticos de los supuestos peligros que les acechan… y. sino que. se traduce ahora en vectigales. Y. pero orquestada a escala empresarial con socios muy poco escrupulosos. para encontrar la primera declaración escrita de un texto latino admitiendo la existencia de un imperium orbis terrae. seguidores de los hermanos Graco. signo de una nueva era discursiva. también a los romanos les llevó tiempo reconocer que tenían un imperio. Esa exigencia. para someter a la provincia y asegurarse los tributos y exacciones que los publicanos arrancaban a su población. pero el retrato robot que permite reconstruir su texto es el de un ideólogo afín a los intereses de los populares. contribuiría a pisar el acelerador del imperialismo romano hasta los niveles escandalosamente depredadores que caracterizaron a la última fase de la República. no obstante. Escrupulosamente eludido por la retórica senatorial. Estamos cambiando de . Los tiempos del reconocimiento del imperio. a la vez. C. con el que apoyaba los proyectos de Pompeyo en Oriente. de un “imperio global”: se trata de la Rhetorica ad Herennium. desplazado de sus campos de cultivo y desposeído. Y no debe olvidarse que son los populares. democrática si se quiere desde el punto de vista interno. quienes devuelven al discurso público romano el argumento del botín. En un pasaje de su discurso del año 66. En defensa de la ley Manilia. en impuestos exigidos a los provinciales para beneficio de la plebe. los tiempos de la crisis de la república y la transición al régimen imperial. primer manual latino de una ciencia. en lugar de una feliz declaración y so pretexto de encontrarse amenazada. aproximadamente siglo y medio después de que Polibio estudiase su imperialismo. como a los estadounidenses. la retórica. se convirtió ella misma en una amenaza a la soberanía ajena. Todo en el mismo párrafo y sin solución de continuidad. Hemos de esperar hasta los años ochenta del siglo I a. son la muestra más palpable del desarrollo de chirriantes contradicciones entre la langue-de-bois filantrópica y el reconocimiento desinhibido de los intereses imperiales.independencia. había sido el gran desfavorecido por el maná del imperio. una reivindicación surgida de la constatación de que el pueblo romano..

enseña el truco a la vez. aparenta. y quizá por eso (y porque su apelativo está dignificado por una prosapia filosófica) el cínico goza de cierta comprensión e incluso simpatía de la que nunca gozará ningún hipócrita convicto. permite que los ilusos sigan creyendo en la magia. el hipócrita está acabado . Como ustedes saben. pero. pero descansan sobre una relación muy diferente entre el actor y su público. el discurso le sirve de cancamusa. Un vehemente predicador que truena contra la homosexualidad en sus sermones y que es sorprendido en la cama con un adolescente resulta ser un hipócrita: la realidad no puede descubrirse o. palabra que me gusta mucho y que según el DRAE significa ‘Dicho o hecho con que se pretende desorientar a alguien para que no advierta el engaño de que va a ser objeto.se suicida formal o literalmente. la época de Sila y la gran oratoria que surge con ella podrían en justicia identificarse con el origen del cinismo. cubriendo con su aparato la realidad que la sostiene. “hipócrita” significa etimológicamente “actor”. Si el nacimiento de la prosa literaria en Roma puede hacerse coincidir con el origen de la hipocresía imperialista. Eso nunca le sucederá al cínico. En cierto modo. prestidigitador de la rectitud moral.época: los argumentos nobles coexisten en una misma frase con los intereses contantes y sonantes. no puede permitirse errores: puede ser víctima de su propia doctrina. es decir. El cinismo es hermano de la paradoja y guarda también un parentesco con la ironía. La hipocresía es una discrepancia que se desarrolla ante auditorios y testigos distintos.’ El hipócrita es falaz. que discurre fuera de su atención. Cinismo es una . incomprensiblemente al principio. el truco… A esos efectos. el hipócrita es un actor insospechado que desmiente en privado lo que defiende en público y. al mismo tiempo. el auditorio no es testigo de la realidad. Como en la ironía. el propio mensaje cínico incluye alguna reserva manifiesta sobre su credibilidad: el cínico es otro ilusionista que también hace magia. en la vigencia de algún tipo de moral. convertida en el dato que ocultar o disfrazar. pero. por tanto. como el ilusionista. Actor de la virtud. En el caso del hipócrita. tanto la hipocresía como el cinismo son representaciones. el hipócrita. si llega a suceder. Aparenta su magia distrayendo.

se embarca en un cayuco para jugarse la vida camino de Europa. Sadam Huséin había invadido Irán. pero eso no había justificado la reacción de ninguna “Coalición de Voluntariosos”. el cinismo supone también el fin de cualquier lógica universalista como la que construye el tradicional discurso hipócrita. Los principios adornan nuestras mañanas. pero no le preocupa en absoluto que sus testigos le descubran. Es el reino del oxímoron entendido como descarada ruptura de la coherencia lógica. por libérrima iniciativa. Su objetivo es condonar la cruda realidad. se condena a Fidel Castro por no permitir la salida de Cuba a quien así lo quiera. el cinismo no tiene tanto que ver con la realidad como con su puesta en escena: es un grave problema de comunicación. está des-ilusionando. Los mismos hechos se definen de modo distinto según quien los cometa: el asesinato y . o sea. De uno u otro modo. las conveniencias apuntalan nuestras tardes. puesto que. sin dimisión. “doble rasero” o –como se diría en castellano de la calle. Se alaba la “libre iniciativa” y el “riesgo” como pilares del sistema. todo ello acompañado por la debida profesión de fe en esos mismos derechos humanos y en la democracia”. mientras se paga a los mandatarios africanos para que impidan a sus gentes hacer lo propio. para des-engañar: en concreto para dejar en evidencia la impotencia de las palabras frente al poder definitivo e inalterable de “las cosas”. el truco. El cínico desmiente en público lo que defiende en público. sino. con sonrisa. la retórica de los valores sirve para hacer reproches a mis enemigos. excepto para un senegalés que. Signo de los tiempos. la del interés para venir en mi auxilio o en el de mis amigos. Como discurso.discrepancia ante un mismo auditorio. del tipo descrito por Noam Chomsky respecto de de la actitud de EE UU a principios de 2003: “La denegación de derechos y la desestimación de necesidades humanas elementales corrió paralela a un desprecio por la democracia sin parangón. en efecto.“ley del embudo”: es una violación de la equidad y la justicia. al hacerlo. con “sinvergüenza”. precisamente. Sabe que. cuyos mensajes contradictorios son emitidos sin vergüenza. No se sirve de la cancamusa discursiva para engañar. en el mismo discurso y con metódica discriminación. y cuando se alinea con el unilateralismo equivale a “doble lenguaje”. el cinismo tiene que ver. Antes que Kuwait.

en las presentaciones o cuando tenía ocasión de comentarlo con alguien. cuando sus grandes ideólogos y oradores enseñaban a la vez a defender a los provinciales y a explotarlos. mi libro La lengua del imperio acababa allí. Obama parece un honrado trabajador del escenario.. a empujones de la indignación que me provocaba. Finalmente. los EE UU tuvieron que asistir al pacífico derrumbe del muro de Berlín para doctorarse en las virguerías retóricas del discurso cínico. la administración Bush alcanzó el clasicismo en ese particular arte del oxímoron: hacer que vayan juntitas de la mano la civilización y la barbarie. pues. Esa majestad llena de swing que se escucha en los oficios religiosos y que podía escucharse también en Martin Luther King: un . Durante este último año. hemos sido testigos. Los amantes de la oratoria política nos lo estamos pasando bastante bien: tiene buena voz. y parece haber heredado (o adoptado) una parte de esa cadencia conmovedora de los predicadores negros en Estados Unidos. Durante ese gobierno que concluyó sin ningún luto. terrorismo o causa noble. hemos pasado a otro que sabe poner una palabra detrás de otra. y espera a acabar una frase para empezar la siguiente. “El hecho de que atacar ‘objetivos blandos’ sea justo o injusto. más tarde o más temprano siempre surgía la misma pregunta: Y ahora. escribe de nuevo Noam Chomsky describiendo con precisión uno de los aspectos más siniestros del cinismo político contemporáneo. desde el punto de vista de la oratoria algo sí que ha cambiado: de un presidente incapaz de leer un teleprompter. de cómo se legitimaba la tortura en defensa de los derechos humanos. está en el orden de las cosas. Ya digo que “una parte”. Igual que Roma tuvo que esperar a la caída de las murallas de Cartago. ¿qué sucederá ahora con Obama? Su elección había suscitado una comprensible esperanza: ¿Supondrá el primer presidente negro de EE UU un cambio de verdad? Hombre.el robo son malos si lo perpetran mis adversarios. no hay que exagerar. y se ve que ensaya y se lo toma en serio. Atacada de omnipotencia.. las dos potencias habrían alcanzado un tercer estrato discursivo y moral en su convulsa ascensión imperial: el cinismo. depende del agente”. si es cosa mía o de mis amigos. Escrito durante el segundo gobierno Bush. En ese estadio entraron los romanos durante la llamada Crisis de la República. por ejemplo.

Por su propia naturaleza. La dura política imperial y su inercia son mucho más fuertes que los deseos personales . ¿Ha concluido la era del cinismo o. adquiere nuevas formas? C) LA ERA DEL SARCASMO Es ahora cuando quisiera presentaros el concepto de sarcasmo que. Contenida por las apretadas hechuras del protocolo presidencial. Porque algo sí que me parece claro: los mensajes son de Barack Obama aproximadamente tanto como los de Bush eran de George W. la animada música del sumo portavoz del imperio americano. que deriva del verbo. llegó a significar lo que hoy significa. más bien. Y los últimos signos no son muy esperanzadores. En cuanto a la letra. a falta de mejor idea. el verbo σαρκάζω. Sólo desde una posición de insultante . de superior a subordinado.o la realidad es que la figura en la cúspide de la estructura de poder sólo puede desempeñar un papel muy determinado. ironía mordaz y cruel con que se ofende o maltrata a alguien o algo’. ya vamos viendo cuál le pasa la estructura de poder de Estados Unidos. a su mejor nivel. que significa ‘desgarrar la carne con los dientes’. Por oscuros meandros el substantivo σαρκασµός. La palabra tiene también una noble etimología: los antiguos griegos construyeron sobre σαρξ -κός. Para que.discurso casi hímnico. Y no vayáis a pensar sólo en Berlusconi… Sólo así se explica que los programas políticos más serios y serviles sigan incidiendo en la flexibilización. Bush. el poder adora ese tropo y la crisis económica que nos aqueja ha estimulado ese gusto estilístico. algo así sea posible a resguardo de la respuesta del burlado. un profiláctico adecuado puede ser la distancia jerárquica. me sirve para resumir provisionalmente las tendencias discursivas del poder que despuntan durante la última temporada. en el ámbito público. aunque podría decirse que la carne aún chorrea detrás de la definición que el DRAE da de ese tropo como ‘Burla sangrienta. con estrofas y estribillos si acaso un pelín sentimentales. El sarcasmo suele ejercerse de arriba abajo. carne. desregulación y otras ‘reformas laborales’ que sugieren huir hacia delante por el mismo camino que nos ha traído hasta aquí. esa será.

lo que le dé la gana… Los retrúecanos lógicos pueden así alcanzar pináculos vertiginosos de recochineo. Todo eso no es broma: es sarcasmo. ya cuesta abajo. adoptó el lenguaje de los artificieros. [Esa expresión. a fin de que los padres puedan ‘aparcar’ allí a sus hijos mientras son cómodamente explotados por los llamados ‘creadores de empleo’]. y para incentivar el empleo se puede proponer. clamaron al cielo ante tamaña desfachatez. ‘AIG es una bomba’.poder se puede achacar la culpa del paro a ‘los salarios de los trabajadores’. Un poco más adelante por ese camino y. Cuando los medios de comunicación. sin ningún coste. cuya explosión puede tener efectos incalculables y devastadores sobre las finanzas y el empleo. a fin de cuentas. dijeron. logro social. que es el sinónimo castizo de ‘sarcasmo’: RETENTION PAYMENTS Como todo el mundo sabe. tan sensibles por esas fechas. lo primero que hicieron sus directivos cuando recibieron tan sabroso detalle de los contribuyentes fue repartir generosamente ese dinero entre sus ejecutivos en forma de primas extraordinarias. se ha empleado ya a propósito de la apertura de los colegios públicos de siete de la mañana a siete de la tarde. como viene haciendo infatigablemente el PP. perfectamente seria. la aseguradora estadounidense AIG es uno de esos macronegocios financieros a cuyo rescate acudieron las arcas públicas con una cesta llena de millones fresquitos. como afirma literalmente la CEOE. el abaratamiento del despido en el país con el porcentaje de trabajo temporal y precario más alto de Europa (y las coberturas sociales más bajas). Desde el punto de vista de los papeles retóricos. la esclavitud (que. el sarcasmo resulta en un divorcio absoluto entre el tono discursivo (esforzadamente serio para reprimir la risa) y el interpretativo (reír por no llorar). es trabajo fijo y ni siquiera tiene uno que preocuparse por la hipoteca) se considerará un logro social. reposa en el hecho de que puede decir. La indiferencia absoluta del orador por lo que pueda pensar el auditorio. por no decir el desprecio. la respuesta de la dirección de AIG. Como es sabido también. Los mismos tipos que la montaron tienen ahora que desactivarla antes de que [cito] “haga más daño a la .

La empresa alegaba que si no se les pagaba a los técnicos lo que pedían. para agradecer la entrega del premio Nobel de la Paz. No. Obama debía representar la causa del guerrero pacifista. Quienes la escucharan. se marcharían alegre e impunemente allí donde se les ofreciese. Jonathan Favreau. ¡a pesar de su evidente fracaso!. el probable autor del texto. la hayan leído o hayan conocido su contenido por la prensa tendrán que reconocer que fue osado: nada de andarse por las ramas o hacer concesiones a la situación. nada de silbar hacia el techo y sacar a relucir la habitual cháchara de ocasión.” Y a continuación de semejante presentación. Cogió el toro por los cuernos desde el primer minuto y se fue sin complejos a sacar pecho con lo imposible de la situación. Por eso quieren cobrar sus sobresueldos: hay trabajo que hacer. Eso es sarcasmo. Esos dineros recibieron el calificativo de retention payments (pagos de retención).economía del mundo”. Estoy al frente de la única superpotencia militar de la Tierra. Porque. EL GUERRERO PACIFISTA Espero no abusar de vuestra paciencia si me refiero finalmente a la alocución que pronunció en diciembre de 2009 el presidente Barak Obama en Oslo. puso al Presidente de EE UU a hacer un discurso filosófico que volviese razonable el absurdo: como en un sofisticado ejercicio de escuela. estos chicos siguen siendo los mejores del oficio. . ¿quién desactivaría la bomba que amenazaba con llevarnos a todos por delante? Hay un paso más allá del cinismo en esa capacidad de sacar tajada suculenta de un trabajo mal hecho. En cuanto a la víctima. Fuera de este contexto económico. Sería algo así como hacer pagar a la víctima del delito la fianza del delincuente. el premiado se presentó expresamente: “Soy el general en jefe de un ejército en medio de dos guerras. Sin esos pagos con números irracionales no se les podría retener – y. los que entienden el artilugio. la imagen de un tipo que exigiese ser bombero después de haber sido el incendiario resultaría escandalosa. entonces. tras de cornudo. apaleado. Por si al jurado noruego le quedaba alguna duda respecto al hombre a quien había concedido el Premio Nobel de la Paz. como dice el refrán.

dicho de otro modo. no son pacíficos. y otras bonitas paradojas. la inmoralidad. nunca la tendremos. Siempre habrá que combatirlo: siempre serán necesarios los guerreros del bien. en cualquier caso. El problema de recurrir a la eternidad como argumento (y su ventaja) es que no hay pruebas definitivas. La principal pega a ‘la guerra es necesaria’. sino protegerse. añade más adelante.Por resumir. La pieza clave de ese argumentario consiste en la naturalización de la violencia y la guerra – la guerra es como la lluvia o el granizo. diré que el resultado me parece una elaborada interpretación del ya clásico Si vis pacem. el blablablá sobre la existencia eterna de los malvados y la necesidad intrínseca de la violencia legítima para ponerlos en su sitio. El eslabón ineludible de esa cadena lógica destinada a avergonzar al iluso y emocional militante por la paz es antihistórico. Siempre aspiraremos a la paz. por desgracia. A estas alturas. pero. esa gente tiene ya un argumentario bien afilado por la erosión de siglos. Incluso aceptando. reside en la cuestión: ‘Vale. aún quedaba un pequeño problema. insiste Obama. Esos programas nos preparan para vivir en un perpetuo interregno y para aceptar la guerra. de la que no vale lamentarse. para bellum (si amas la paz. ¿quién la decide?’ ¿Quién decide qué guerras hay que guerrear o. gran paradoja amada por los pacifistas que. La guerra se pierde en el pasado y se proyecta hacia el futuro como un horizonte ilimitado: no es un producto de una determinada etapa de la historia humana. El silogismo sale solo: si la violencia y la guerra son inevitables. “El Mal existe en el mundo”. como la explosión de los volcanes. un eslabón débil en la cadena argumental del discurso. hay que combatirlo. quién le ha dado a EE UU el derecho a convertirse en el guerrero justiciero del mundo y a decidir por su cuenta de quién tiene que . hay que prepararse para ellas. una de las plagas de la naturaleza. siempre anhelaremos la moral (y la justicia y la libertad) y nunca las alcanzaremos. “No erradicaremos la violencia jamás”. la injusticia y la tiranía como medios para conseguir sus opuestos. Pero su peligro es que las naturalizaciones organizan programas de futuro basados en luchas imposibles: oficialmente se nos propone perseguir lo inalcanzable. prepárate para la guerra). como decía el General en Jefe desde bien prontito: “La guerra ha estado aquí desde el primer hombre”. Es como buscar el pleno empleo a través del trabajo precario.

con su paradojismo y todo: lo que mueve a EE UU a recorrer el mundo como un caballero andante es el ‘egoísmo ilustrado’ (que es mi propia traducción de enlightened selfinterest). a falta de mejor valedor. Acabo – con menos humor del que me gustaría. pero. sobre todo. sólo nos defendemos. Parece un cambio honesto con respecto a los gobiernos de Bush que debiera aliviarnos. pues. Consciente de la necesidad de argumentar al respecto. Pero en el discurso de Oslo. Luego. Se remacha el compromiso de la nueva administración de EE UU con los derechos humanos. por mucho que la teoría defensiva se estire. el ‘negro’ de Obama. Además de justiciero.. es hiperactivo. enjuiciar y gestionar esos conflictos? Favreau. serias amenazas para los díscolos: ‘Tiene que haber consecuencias’. a obedecer y a domar a sus levantiscas opiniones públicas. en realidad. ‘Tiene que haber consecuencias’. Pero como. nada es quijotesco. no puede explicar todas las intervenciones militares de EE UU. las inmaduras instituciones internacionales. también ella. primero.defendernos? ¿No teníamos ya instituciones internacionales cuyo objetivo era precisamente analizar. . porque a nuestro ilustrado guerrero egoísta “la inacción le desgarra la conciencia”. Una parte verdaderamente escalofriante del discurso es aquella en la que el General en Jefe reparte tareas para los sumisos (los aliados. viene a decir. primero reitera esa atávica justificación: nosotros nunca atacamos. sobre todo. con la bomba atómica. la maniobra sirve hábilmente para atornillar su utilidad como excusa de cara a las intervenciones militares en curso y para otras nuevas en el futuro: nuestro compromiso con los derechos humanos y la democracia son mayores que antes. En nombre de ese caballeresco principio de atrevido cuño. desacredita por insuficientes a los organismos internacionales a cuyo servicio debería poner su propia fuerza. como sacerdotes feciales del nuevo imperio. a legitimar lo que el egoísmo ilustrado de EE UU tenga a bien emprender) y. las “protegeremos” más todavía… Temblemos. se le dice a Irán a próposito de sus cabreantes pretensiones de hacerse. EE UU nos tutela.. no elude el envite. el autor del discurso se ha sacado de no sé de dónde una idea muy a la moda.

rescatándolo de los veleidosos dominios de la retórica. gravemente heridas. Cuando pienso en estos crímenes siento –y puede que a algunos les parezca un gran salto. El 23 de julio de 2011 se repitió la tragedia: la víctima en esta ocasión fue el profesor Dariush Rezaei-Nejad. Las universidades y centros del saber del “mundo libre” han vuelto a ignorarlo. la nuclearización iraní). Como en una escena de El americano impasible. Inevitablemente. a mí me recordó que el ingeniero Ryan fue asesinado por ETA para impedir la construcción de la central nuclear de Lemóniz.Al mes siguiente. el 12 de enero de 2010. otros dos profesores de la universidad de Teherán han sido víctimas de sendos atentados por un procedimiento similar: el profesor Mayid Shahriyarí murió. una bicicleta explotó a su paso. que los jeques árabes del golfo suspiran por impedir. . un colega. por el que no conozco ninguna universidad del mundo que encendiera una vela. A ambos les acompañaban sus esposas. Se llamaba Masud Mohammadi y era un físico especialista en energía nuclear. al fin y al cabo. fue asesinado con una bomba un profesor de la Universidad de Teherán. En noviembre del mismo año. el profesor Ferydún Abbasí-Davaní resultó herido.que estas explosiones han devuelto el significado de la palabra ‘sarcasmo’. coincidiendo con la escandalera en torno a los chismes diplomáticos filtrados por Wikileaks (entre otros. a su raíz etimológica griega de ‘desgarrar la carne con los dientes’. sobre el que tiene sentido debatir. como Israel y EE UU. Nadie ha reivindicado el atentado.