I.E.S.

“Lucus Solis”

PROPUESTA DE PLAN DE CONVIVENCIA
Que realiza el Orientador al Equipo directivo del Centro y/o a la Comisión de Convivencia

Propuesta de Plan de Convivencia. Pág.: 1

I.E.S. “Lucus Solis”

ÍNDICE

Introducción 1. Diagnostico 1.1. Características del Centro y de su entorno 1.2. Características de la Comunidad Educativa 1.3. Resumen de la Convivencia en el Centro 1.4. Actuaciones desarrolladas por el Centro. 2. Objetivos del Plan de Convivencia 3. Normas de Convivencia 4. Comisión de Convivencia 5. Aula de Convivencia

1 3 3 7 9 11 13 14 15 17

6. Medidas a aplicar en el centro para prevenir, detectar, regular y resolver los conflictos que pudieran plantearse. 25 6.1. Mediación en la resolución de conflictos 6.2. Programa de alumnado ayudante 7. Programación de las necesidades deformación de la comunidad educativa seguimiento y la evaluación del plan 35 34 8. Estrategias y procedimientos para realizar la difusión, el 25 29

Propuesta de Plan de Convivencia. Pág.: 2

I.E.S. “Lucus Solis”

9. Procedimiento para la recogida de las incidencias en materias de convivencia 10. Funciones de los delegados y las delegadas del alumnado en la mediación para la resolución pacífica de los conflictos 11. Responsables, recursos y procedimientos 13. Actuaciones específicas 39 41 43 37

12. Coordinación entre órganos y personas del Centro. 42

Propuesta de Plan de Convivencia. Pág.: 3

Introducción
Aprender a convivir con los demás es una finalidad esencial de la educación y representa uno de los principales retos para los sistemas educativos actuales. Se trata de un aprendizaje valioso en sí mismo e imprescindible para la construcción de una sociedad más democrática, más solidaria, más cohesionada y más pacífica. Así lo recogía el Informe a la UNESCO de la Comisión Internacional sobre la educación para el siglo XXI al señalar la necesidad de que los alumnos aprendan en la escuela a convivir, conociendo mejor a los demás y creando un espíritu nuevo que impulse la realización de proyectos comunes y la solución pacífica e inteligente de los conflictos. También es ésta una preocupación de los ciudadanos que, como recogía el Barómetro del CIS del mes de julio de 2005, valoraban como una de las cualidades más importantes a adquirir a lo largo de la escolaridad obligatoria la de ser un buen ciudadano, es decir, la capacidad para ejercer derechos y deberes, aprendiendo a respetar a los demás. Sin embargo, una de las percepciones más extendidas entre el profesorado hace referencia al progresivo incremento de los problemas de convivencia en los centros educativos y, de forma especial, en los de Educación Secundaria. Por una parte, piensan que han aumentado los problemas y dificultades para poder impartir las clases y llevar a cabo el proceso de enseñanza, fenómeno repercute directamente en el profesorado, en su motivación, en el clima del aula y en las relaciones con sus alumnos. A la vez, han aparecido conductas de agresión entre compañeros, que adoptan formas muy diversas, desde la agresión física directa hasta la psicológica más sutil, llamando la atención por su gravedad los casos que se conocen con el nombre de matonismo o “bullying”. La administración autonómica andaluza mediante la publicación del Decreto 19/2007, de 23 de enero, tiene por objeto establecer un conjunto de medidas y actuaciones dirigidas a la promoción de la Cultura de Paz y a la mejora de la convivencia en los centros educativos. Las medidas y actuaciones reguladas se rigen por el principio de

intervención preventiva, a través de la puesta en marcha de medidas y actuaciones que favorezcan la mejora del ambiente socioeducativo de los centros .En el artículo 5 del citado Decreto, se establece que los Planes de Convivencia deberán incluir medidas a aplicar en el centro para prevenir, detectar, mediar y resolver los conflictos que pudieran plantearse. Asimismo, en el artículo 2 de la Orden de 18 de julio de 2007 por la que se regula el procedimiento para la elaboración y aprobación del Plan de Convivencia de los centros educativos sostenidos con fondos públicos, se establece entre los objetivos del Plan de Convivencia: fomentar los valores, las actitudes y las prácticas que permiten mejora el grado de aceptación y cumplimiento de las normas y avanzar en el respeto a la diversidad y en el fomento de la igualdad entre hombres y mujeres; facilitar la prevención, detección, tratamiento, seguimiento y resolución de conflictos y aprender a utilizarlos como fuente de experiencias de aprendizaje y facilitar la mediación para la resolución pacífica de los conflictos. Eso es lo que pretendemos con el presente Plan de Convivencia, poner al servicio de la Comunidad educativa un conjunto de instrumentos, estrategias y actuaciones que faciliten la Convivencia en el Centro.

1. DIAGNÓSTICO
1. 1. Características del Centro y de su entorno: Como punto de partida señalaremos que el IES LUCUS SOLIS cuenta actualmente con un Claustro de 85 profesores/as y una plantilla de Personal de Administración y Servicios (PAS) de 17 personas, además de 980 alumnos/as. Contamos también con los servicios de una guarda de seguridad, que nos son concedidos en virtud de la participación del Centro en el programa “El Deporte en la Escuela. El espacio físico que ocupa el Centro está distribuido en dos edificios, conservando cada uno de ellos los nombres de los Centros originarios, esto es, ALJARAFE y GUADIAMAR. La oferta educativa actual comprende los cuatro cursos de la Enseñanza Secundaria Obligatoria (ESO), tres modalidades de Bachillerato (Humanidades y Ciencias Sociales, Ciencias de la Naturaleza y de la Salud, y Tecnológico), tres Ciclos Formativos de Grado Medio (Gestión Administrativa, Atención Sociosanitaria y Soldadura y Calderería), dos de Grado Superior (Administración y Finanzas y Administración de Sistemas Informáticos), además de la Enseñanza Secundaria de Adultos (ESA), dos modalidades del Bachillerato de Adultos (Humanidades y Ciencias Sociales y Ciencias de la Naturaleza y de la Salud) y un Programa de Garantía Social (PGS), denominado "Operario de Soldadura". Tenemos concedida también desde el curso pasado un Aula Específica para alumnos con Necesidades Educativas Especiales de mayor envergadura (dos en la actualidad). A excepción de la ESA, del Bachillerato de Adultos y del PGS, que se imparten en horario de tarde, el resto de las enseñanzas se imparten por la mañana (el horario del centro comienza a las 8:30 y finaliza a las 21:00 horas). Por tanto, se concluye fácilmente que se trata de un Centro muy grande y que presenta la complejidad que cabría esperar, no sólo de sus dimensiones, sino también de factores como la coexistencia de niveles educativos tan dispares; esto implica la convivencia de un alumnado muy diferente en cuanto a su edad, así como de un profesorado de procedencias también diversas, como son las que a continuación se especifican:

-

Maestros adscritos al Primer Ciclo de la ESO. Profesores Técnicos de Formación Profesional (PTFP). Profesores de Educación Secundaria. Una maestra del Programa de Garantía Social. Dos profesoras de Pedagogía Terapeútica. Una profesora especialista en lenguaje de signos (Atención Sociosanitaria).

Análisis de la realidad en nuestro entorno: El entorno en el que debemos desarrollar nuestra tarea docente presenta grandes necesidades en materia educativa y de convivencia, derivadas de un alumnado con escasa motivación, que vive a menudo en un ambiente socio-familiar que no propicia actitudes positivas hacia el estudio y la formación personal. Problemas como el absentismo escolar y la indisciplina en el aula son, desgraciadamente, frecuentes y también lo es el tener que adoptar con frecuencia medidas correctoras que no son realmente eficaces para subsanar problemas que tienen causas muy complejas; esto hace aún más complicada nuestra labor de educadores/as, y genera en más de una ocasión un sentimiento de frustración que es gravemente perjudicial para el desempeño de dicha labor. En el plano cultural se observa también poca inquietud en el alumnado y en sus familias, reflejada aquélla, por ejemplo, en una escasa cultura de participación en las actividades ofrecidas por el Centro. La población de Sanlúcar la Mayor se aproxima a los 12.000 habitantes, de los que un elevado porcentaje (cercano al 60%) no tiene estudios, una cuarta parte de esta población tiene sólo estudios de primer grado y un escaso 20%, de segundo y tercer grado, existiendo un 3% de población, aproximadamente, sin formación de ningún tipo. En cuanto al medio social y económico, Sanlúcar la Mayor y su entorno constituyen una zona fundamentalmente agrícola, con pequeños enclaves de transformación de productos derivados del campo y algunos talleres de la rama del metal, principalmente. Aunque esta situación comienza a cambiar, con la emergencia de empresas vinculadas a otros sectores de producción y con la puesta en marcha de las plantas de energía solar, todavía los sectores agrícola y de la construcción representan

los principales medios de vida de las familias del pueblo, siendo pequeño el porcentaje de alumnos que pertenecen a familias acomodadas. Podríamos decir que se da en nuestro Centro, aún en proporción significativa, un perfil de alumno/a que se corresponde con el hijo/a de padres trabajadores del campo o pequeñas industrias cuyos ingresos son limitados y cuyas madres, se dedican fundamentalmente a las tareas del hogar. Destaquemos también la existencia de un número creciente cada curso de alumnos/as inmigrantes, la mayoría de ellos procedentes de la Europa del Este y del Norte de África. Además de los problemas de subsistencia, desarraigo y necesidades de integración social, se añaden los problemas de choque cultural y de escaso dominio del idioma, vehículo básico para el establecimiento de nuevas relaciones y para poder tener acceso al aprendizaje escolar. También hay que contar con alumnos/as con historial recurrente de fracaso escolar en su paso por la etapa de escolarización, con carencia de titulación académica, y con importantes déficits en su formación académica. Reflejo del entorno descrito, nos encontramos a menudo en nuestra localidad con un tipo de joven poco participativo en general, y que no conoce ni valora los recursos de los que dispone para hacer frente a sus carencias formativas. Existe, en definitiva, poca población que tenga educación cívica y participativa. Por último, hay que señalar que el barrio en el que se enclava el Centro constituye una zona de clase socioeconómica media-baja, en la que el tráfico rodado es abundante, y que la existencia anteriormente mencionada de los dos edificios dificulta enormemente el control de salidas y entradas de alumnos/as, a pesar que desde el Equipo Directivo del Centro y miembros del PAS se hacen esfuerzos ímprobos, no sólo por ejercer dicho control, sino también por reducir al máximo el paso del alumnado de un edificio a otro. Existe también un servicio de transporte escolar, al que se acogen alumnos/as de la ESO, que viven en urbanizaciones y pedanías distantes del Centro. Dicho servicio es coordinado desde el centro por un profesor que comunica y a menudo resuelve las incidencias que se presentan (ajustes de horarios, atención a alumnos/as que deben esperar para tomar el autobús, conflictos de convivencia durante los viajes, etc…).

Recursos materiales Se trata de un centro de grandes dimensiones y con grandes zonas de patio, lo que hace más complicada la necesaria labor de observación y control de situaciones. Entre sus dos edificios está dotado de: 31 aulas convencionales (tres de ellas destinadas a ser aulas con ordenadores instalados de forma permanente y once que permiten la utilización de ordenadores portátiles, como consecuencia de la aprobación del proyecto TIC). Dos aulas de Educación Plástica (una de ellas también usada como aula de Audiovisuales). Dos aulas de Tecnología. Dos de Música. Tres laboratorios (Física, Química y Biología). Un taller de Soldadura y Calderería (con dos aulas interiores). Un Taller de Apoyo Domiciliario. Un Taller de de Atención Sanitaria. Cuatro aulas de informática. Dos gimnasios (uno de ellos, realmente, SUM). Dos pistas deportivas. Dos Salas de Profesores. Doce dependencias correspondientes a Departamentos Didácticos. Una zona de Secretaría. Dos conserjerías. Cuatro despachos de diferentes cargos directivos.

El dinamismo del propio proceso educativo conlleva el planteamiento de nuevos proyectos, unidos necesariamente a nuevas demandas de espacio, por lo que consideramos verdaderamente inaplazable la ampliación de nuestro Centro para hacer frente a la nueva situación que se ha creado gracias al crecimiento de su oferta educativa y, desde luego, para favorecer la convivencia entre los miembros de su Comunidad Educativa. Resulta también imprescindible una organización efectiva e inteligente de los espacios ya existentes, incluyéndose aquí las ideas de una buena distribución y un uso racional de estos últimos. Existen, pues, actualmente, recursos, y éstos deben utilizarse de manera que reviertan en la calidad de la convivencia.

Señalemos también que la situación económica de los centros ha cambiado sustancialmente a raíz de las partidas económicas que se reciben para inversiones en Obras Menores y Equipamiento, lo que permite una planificación de las mejoras a realizar a corto y medio plazo. Los resultados de estas incipientes inversiones están dando como resultado un progresivo y ya notable adecentamiento del Centro y de sus espacios (pintura exterior, reformas de dependencias, revisión del sistema de calefacción, sustitución de luces de emergencia, recarga y sustitución de extintores, adecuación del sistema eléctrico, reparación de la red de fontanería, construcción de nuevos aseos para alumnos y alumnas de Primer Ciclo de ESO…). Conseguir el aumento de la dotación material del Centro y la renovación periódica de la existente deben constituir siempre objetivos importantes, encaminados al desarrollo de unas relaciones positivas entre los miembros que integran la comunidad de ese mismo Centro. Señalaremos finalmente que la distribución por aulas de nuestro alumnado de Secundaria no causa conflictos de envergadura a la hora de desplazamientos para asistir a aquellas clases que no se imparten en el aula-base del grupo y que, en las contadas ocasiones en que deben realizar un recorrido mayor, lo hacen siempre acompañados del profesor/a responsable del grupo.

1. 2. Características de la comunidad educativa Nuestro Claustro lo forman 86 profesores y profesoras, de los que 54 están en destino definitivo, 16 en provisional, y el resto lo componen profesores/as interinas, repartidos entre 17 Departamentos Didácticos. El número total de grupos asciende a 39, distribuidos en los siguientes niveles:     1º de ESO: 4 2º de ESO: 4 3º de ESO: 5 4º de ESO: 3

Bachilleratos:  Humanidades y C. Sociales: 1º: 3 2º: 2  Ciencias de la Naturaleza y de la Salud: 1º: 1 2º: 1  Tecnológico: 1º: 1 2º: 1  Ciclos Formativos de Grado Medio: Gestión Administrativa: 1º: 1 2º: 1 Atención Sociosanitaria: 1º: 1 2º: 1 Soldadura y Calderería: 1º: 1 2º: 1  Ciclos Formativos de Grado Superior: Administración y Finanzas: 1º: 1 2º: 1 Administración de Sistemas Informáticos: 1º: 1 2º: 1      Programa de Garantía Social (Operario de Soldadura): 1 Enseñanza Secundaria de Adultos (ESA): 1 Educación Especial Específica: 1 Bachillerato de Adultos: Humanidades y Ciencias Sociales: 0,5

Ciencias de la Naturaleza y de la Salud: 0,5

En cuanto a la dotación del Personal de Administración y Servicios la componen 17 miembros, de los que 6 son conserjes, 3 personal de Secretaría y 8 limpiadoras. Si se tiene en cuenta lo que se ha comentado en relación con la dimensión y características del Centro así como que el número de situaciones que atender (control de puertas, vigilancia de pasillos, etc.) es elevado, se puede entender que necesitemos un número mayor de conserjes de los que actualmente tenemos (considerando, además, que uno de ellos desempeña su jornada en horario de tarde). De todos es sabida la incidencia que el trabajo de este colectivo tiene en el funcionamiento real y efectivo de los centros educativos. 1. 3. Resumen de la convivencia en el centro: DURANTE EL CURSO 2006/2007. Primer Trimestre: Evolución de la convivencia en el Centro: favorable con respecto al curso anterior. Las correcciones de conductas negativas del alumnado se redujeron con respecto a ese mismo curso pasado en un 64,3% en el primer ciclo de la ESO, y en un 94,8% en el segundo ciclo. Además, las correcciones impuestas se concentraron en un reducido número de grupos, recayendo con mucha frecuencia sobre los mismos alumnos/as. Datos de expulsiones en ese mismo período: Primer ciclo de la ESO: 22 (95% del total), que afectan a 16 alumnos. Segundo ciclo de la ESO: 1 (5% del total) en 3º de ESO. CAUSAS DE LA EVOLUCIÓN Amplia información sobre las normas de funcionamiento del Centro facilitada en las sesiones de acción tutorial de principios de curso. Información sobre dichas normas a padres, madres o tutores/as legales del alumnado. Implicación del profesorado en el seguimiento de las conductas contrarias a la convivencia Segundo trimestre curso 06/07 Evolución también favorable de la convivencia en el Centro.

El número de correcciones impuestas al alumnado en el periodo correspondiente a la segunda evaluación fue ligeramente superior (26 \ 21) al de la primera. La valoración "favorable se justifica por ser muchas correcciones consecuencia o resultado de acumulación de partes de amonestación por conductas que no revestían gravedad. Por otra parte, en comparación con el mismo periodo del curso anterior, la reducción de correcciones impuestas en el curso 06/07 con respecto al pasado, ha sido bastante notable: 26 \ 58 (una reducción del 44,8 %). De nuevo, fundamentalmente en el Primer Ciclo de la ESO, las correcciones impuestas se centralizan en un reducido número de grupos, siendo éstas, en un alto porcentaje, aplicadas sobre alumnos/as reincidentes. Las causas que influyeron en esta evolución favorable son, entre otras: Mayor implicación del profesorado y, en particular, la persistencia de los tutores en el seguimiento de las conductas contrarias a la convivencia de los alumnos y alumnas. Respuesta positiva de padres y madres de alumnos/as ante los partes de amonestación y correcciones correspondientes impuestas a sus hijos/as Distribución de las correcciones impuestas en la segunda evaluación 1º de ESO: 17 expulsiones (aplicadas a 12 alumnos/as). 2º de ESO: 7 expulsiones (aplicadas a 7 alumnos/as). Total de expulsiones: 24 (aplicadas a 19 alumnos/as). ▬ 3º ESO: ▬ 4º ESO: ▬ 2º ESA: ▬ 1º BACHILLERATO: ▬ 2º BACHILLERATO: Primer trimestre: Primer Ciclo de ESO: 1º de ESO: 15 expulsiones (cinco casos de reincidencia). 2º de ESO: 13 expulsiones (cuatro casos de reincidencia). Total: 28 alumnos expulsados ((9 casos de reincidencia). Segundo Ciclo de ESO (mismo período de tiempo): 3º de ESO: 15 expulsiones 4º de ESO: 2 expulsiones 3 6 2 4 1

DATOS SOBRE EXPULSIONES DEL CURSO 2005/06

Postobligatoria: 1º de Bachillerato: 6 expulsiones 2º de Bachillerato: 3 expulsiones Ciclos Formativos: 2 expulsiones 1. 4. Actuaciones desarrolladas por el centro: - Intensificación de la implicación del profesorado en el seguimiento de las conductas contrarias a la convivencia del alumnado. - Potenciación del estudio y tratamiento de las normas de convivencia en las reuniones de tutores y traslado a las sesiones de tutorías con los alumnos/as. - Mayor implicación de padres y madres de alumnos y alumnas con conductas negativas para que colaboren con el Centro en el seguimiento de las correcciones impuestas. - Cuidadosa planificación del servicio de guardia del profesorado, especialmente en los Recreos. - Jornadas de Acción Tutorial (Trabajo con los grupos de alumnos/as a principios de curso en torno a las normas de convivencia del centro, con la elaboración de Pactos de Convivencia dentro de cada grupo). - Grupos de Trabajo de profesores sobre: - Educación en valores. Tratamiento de la transversalidad (creación de la revista “Inquietudes”). - Mejora de la convivencia. - Implicación de profesores en la elaboración del ROF. - Intervención directa (o mediación) de tutores y del profesorado en general en conflictos. - Conexión con la Delegación de Servicios Sociales para el seguimiento de más desfavorecidos por su entorno sociofamiliar. - Participación directa en la Comisión Local de Absentismo. Reuniones de coordinación con los centros adscritos con objeto de recabar información sobre el alumnado que se incorpora al Primer Ciclo de la ESO. Recepción de la Dirección a padres y madres de ese mismo alumnado en el primer día de clase. - Reuniones informativas de tutores/as con padres y madres de alumnos/as en el mes de octubre. - Participación del Centro en el Programa “El Deporte en la Escuela”. alumnos

- Solicitud de participación- mediante la presentación de un proyecto- en el programa “Escuela: Espacio de paz” para los cursos 08/09 y 09/10 - Conferencias, charlas o coloquios: Sobre intolerancia. Educación vial. Educación sexual. Prevención del alcoholismo. - Participación en diversos programas en colaboración con distintos organismos e instituciones, según el tema abordado : Parlamento Joven. Jornadas de donación de sangre en conexión con la Hermandad de la Paz. Cultura Materna del Alumnado Inmigrante. - Participación en programas europeos (Comenius, Leonardo, Eurotutor…). Excursiones, visitas y actividades de carácter formativo y cultural: Estancia de alumnos de 4º de ESO en albergues para realización de actividades Organización de Recital de Música y Danza.

lúdico-deportivas. - Realización de actividades que implican una apertura al entorno: - Torneos deportivos entre centros de la localidad. - Jornadas de convivencia con alumnos de otros Centros (como resultado de la mayor parte de las actividades reseñadas).

2. Objetivos del Plan de Convivencia
Según el artículo 2.2 de la Orden de 18 de julio de 2007, los objetivos que se persiguen con el Plan de Convivencia son los siguientes:  Facilitar a los órganos de gobierno y al profesorado instrumentos y recursos en relación con la promoción de la Cultura de Paz, la prevención de la violencia y la mejora de la convivencia en el centro.  Concienciar y sensibilizar a la comunidad educativa sobre la importancia de una adecuada convivencia escolar y sobre los procedimientos para mejorarla.  Fomentar en los centros educativos los valores, las actitudes y las prácticas que permitan mejorar el grado de aceptación y cumplimiento de las normas y avanzar en el respeto a la diversidad y en el fomento de la igualdad entre hombres y mujeres.  Facilitar la prevención, detección, tratamiento, seguimiento y resolución de conflictos que pudieran plantearse en el centro, y aprender a utilizarlos como fuente de experiencia de aprendizaje.  Facilitar la prevención, detección y eliminación de todas las manifestaciones de violencia, especialmente de la violencia de género y de las actitudes y comportamientos xenófobos y racistas.  Facilitar la mediación para la resolución pacífica de los conflictos. Estos objetivos generales los concretamos y desarrollamos en este Plan de Convivencia para nuestro I.E.S. “Lucus Solis” de Sanlúcar la Mayor en: 1. Desarrollar una intervención preventiva como medio para lograr un buen clima de convivencia. 2. Cimentar las relaciones personales en el respeto mutuo, la comprensión, la solidaridad y la interiorización de las normas de convivencia.

3. Reducir al mínimo las conductas disruptivas que perturban el clima de clase para evitar la conflictividad y disminuir las conductas más graves. 4. Priorizar la resolución de los conflictos de manera formativa mediante la negociación y el esfuerzo conjunto del profesor y los alumnos. 5. Actuar ante los conflictos actuales, siempre que sea posible, de manera proactiva, es decir, como un medio positivo y constructivo para la prevención de un conflicto futuro.

Master your semester with Scribd & The New York Times

Special offer for students: Only $4.99/month.

Master your semester with Scribd & The New York Times

Cancel anytime.