La contabilidad

Libros, comprobaciones y resultados

Instituto Universitario Politécnico Santiago Mariño

La contabilidad

Alumnos: Angel Pérez. C.I: 15.932.218
Gina Ortiz. C.I: 16.330.802
Carrera: (47) Ingeniería de sistemas
Materia: Contabilidad I
Profesora: Celina Cardozo

Caracas, junio del 2004

Indice
Introducción ..........................................................................................
Pag. 03
Capitulo I: Registro de las transacciones en el libro diario ........................
Pag. 04
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 05
Capitulo II: Elementos que integran un asiento de diario ........................
Pag. 06
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 07
Capitulo III: Técnicas para utilizar el libro diario ..................................
Pag. 08
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 09
Capitulo IV: Corrección de errores en la transcripción del diario ...............
Pag. 10
Bibliografía consultada ..........................................................................
Pag. 11
Capitulo V: El impuesto a los activos empresariales. El impuesto a las
ventas y los bienes
suntuarios ......................................................................... Pag. 12 - 17

Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 18
Capitulo VI: El libro mayor. Características ...........................................
Pag. 19
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 20
Capitulo: VII: Elementos que lo conforman .............................................
Pag. 21
Bibliografía consultada ....................................................................... Pag.
22
Capitulo VIII: La referenciacion cruzada en el libro diario .....................
Pag. 23
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 24
Capitulo IX: El mayor practico o de cuentas T ........................................
Pag. 25
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 26
Capitulo X: El balance de comprobación preliminar ...............................
Pag. 27
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 28
Capitulo XI: El estado de los resultados. Su estructura ............................
Pag. 29
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 30
Capitulo XII: Normas para el ordenamiento de partidas ...........................
Pag. 31
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 32
Capitulo XIII: Formas de presentación .............................................. Pag.
33 - 34
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 35
Capitulo XIV: Los asientos de cierre .........................................................
Pag. 36
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 37
Capitulo XV: Calculo y registro del impuesto sobre la renta .............. Pag.
38 - 40
Bibliografía consultada .........................................................................
Pag. 41
Capitulo XVI: Calculo y registro de la reserva legal ...............................
Pag. 42

Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 43
Capitulo XVII: Transferencias de resultados al balance general ..............
Pag. 44
Bibliografía consultada ........................................................................
Pag. 45
Conclusión ............................................................................................
Pag. 46

Introducción
Este trabajo trata sobre la contabilidad.
Aquí se hablara sobre las transacciones en el libro diario, los
elementos que conforman un asiento diario, las técnicas para utilizar el
libro diario, la corrección de errores en la transcripción del diario, el
impuesto a los activos empresariales, a las ventas y los bienes
suntuarios.
También se explicara el libro mayor exigido por le código de
comercio, sus características, los elementos que lo conforman, la
referenciacion cruzada en el libro diario, el mayor practico o de cuentas
T, el balance de comprobación preliminar.

Finalmente se terminara hablando sobre el estado de los
resultados, su estructura, las normas para el ordenamiento de partidas,
las formas de presentación, los asientos de cierre, el calculo y registro
del impuesto sobre la renta del periodo, el calculo y registro de la
reserva legal y la transferencia de resultados al balance general.

03

Capitulo I
Registro de las transacciones en el libro diario
Sobre esto el código de comercio de Venezuela es muy claro. En su
articulo 34 señala que: “En el libro diario se asentaran, día por día, las
operaciones que haga el comerciante, de modo que cada partida
expresara claramente quien es el acreedor y quien es el deudor, en la
negociación a que se refiere o se resumirán mensualmente, por lo
menos, los totales de esas operaciones siempre que, en este caso se
conserven todos los documentos que permitan comprobar las
operaciones”.
En el articulo 36 señala además que: “Se prohibe a los
comerciantes alterar en los asientos el orden y fecha de las operaciones
descritas, dejar blancos en el cuerpo de los asientos o a continuación de
ellos, poner asientos al margen o hacer interlineaciones, raspaduras o
enmendaduras, borrar los asientos o parte de ellos, arrancar hojas,
alterar la encuadernación o folios, mutilar algunas partes de los libros”
Cada vez que se aumenta un activo, la cuenta se debita y si se
disminuye se acredita.
Con las cuentas de pasivos y de patrimonio ocurre lo contrario. De
esta forma se cumple el principio de partida doble que significa
verdaderamente que siempre los débitos de una transacción o asiento
deben ser iguales a los créditos.

Es de anotar que el libro de diario, cuando se lleva manualmente,
puede tener una presentación diferente y se le denomina “Libro de
Diario Columnario”.

04

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

05

Capitulo II
Elementos que integran un asiento de diario

Fecha en la cual se efectúo la operación. Es decir, si una determinada
operación se realizo el día 4 de enero del 1990 y en el diario general
se registro el día 20 de enero de 1990, la fecha que anotaremos en el
diario será aquella en la cual se registro la operación: 4 de enero de
1990 y no la fecha en la cual se registro en el diario.

Cuenta o cuentas deudoras que han intervenido en la operación
realizada, anotando, en la columna del debe /cargos), el monto
movilizado por cada cuenta en moneda nacional (en nuestro caso
bolívares).

Cuenta o cuentas acreedoras que han intervenido en la operación
realizada, anotando en la columna del haber (abonos), el monto
movilizado por cada cuenta en moneda nacional.

Un resumen claro, pero muy corto y conciso que indique la operación
realizada o los comprobantes que sirven de soporte al registro
efectuado.

06

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

07

Capitulo III
Técnicas para utilizar el libro de diario
Como nos lo exige el código de comercio, al registrar en el diario
general las operaciones realizadas por la empresa por medio de asientos
contables, deberemos indicar claramente quien es el deudor (o
deudores) y el acreedor (o acreedores) en cada una de las operaciones
registradas.
Recordemos que el que recibe es deudor y el que entrega es
acreedor. En consecuencia nuestro problema consistirá en determinar
que cuenta recibe (le cargaremos lo que recibe) y , que cuenta entrega
(le abonaremos lo que entrega). Para determinar que cuentas
intervienen en una operación que deseamos registrar en el diario
general nos haremos dos preguntas: ¿qué cuenta recibe algo? Y ¿qué
cuenta entrega algo?.
La cuenta que conteste a la primera pregunta le cargaremos el
valor de lo que recibe y la que conteste a la segunda pregunta le
abonaremos el valor de lo que entregue.

08

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

09

Capitulo IV
Corrección de errores en el diario
Como ya se indico, todo sistema contable tiene establecidos
diversos medios para su control. En el caso de un error en la cuenta de
caja se detectara fácilmente por medio del diario auxiliar de caja, el cual
debería mostrar el saldo correcto y reforzaríamos ese control efectuando
un arqueo de caja. Es decir, examinando físicamente el dinero, cheques,
vales, etc., que tenemos en existencia en caja. Para la cuenta de bancos,
seria también detectado el error por medio del diario auxiliar de bancos,
los estados de cuenta que nos enviaran los bancos, reforzados con las
correspondientes conciliaciones bancarias.
Eso son solo 2 ejemplos de cómo se corrigen los errores en el
diario de los cientos de formas disponibles.

10

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

11

Capitulo V
El impuesto a los activos empresariales. El impuesto a ventas
y a los bienes suntuarios
Al inicio de la década de los 90' la creación del Impuesto a los
Activos Empresariales, conjuntamente con la implementación del
Impuesto al Valor Agregado, formó parte de una política fiscalista
inspirada en la experiencia de otros países, tendente a pechar la renta
por vía indirecta a través del consumo así como por vía presuntiva,
conforme a la tenencia de activos destinados a la producción de riqueza.
De acuerdo con la exposición de motivos de la Ley de Impuesto a
los Activos Empresariales, se contemplaron, entre otros, los siguientes
objetivos, Primero: Gravar con equidad la capacidad contributiva
adicional que la posesión del patrimonio supone; segundo: Una mejor y
más justa distribución de las cargas y de la riqueza de acuerdo al
principio de justicia tributaria consagrado en el artículo 223° de la
Constitución de la República Bolivariana de Venezuela; tercero: Una
actuación complementaria con respecto al Impuesto sobre la Renta, ya
que es un impuesto establecido en función del promedio anual del valor
de los activos gravables propiedad del contribuyente, pero destinado a
ser satisfecho con la renta generada normalmente por dichos activos.
En dicha exposición, se partió de argumentos poco técnicos, así
como de imprecisiones y de falsos supuestos que atentan contra la

Constitución de la República (la de entonces y la vigente) lo cual hace
que su precaria existencia (la del Impuesto) otrora aceptada bajo
protesta, exige hoy, en época recesiva, que se objete enérgicamente
sobre la base de esa inconstitucionalidad a los fines de producir su
derogatoria.

12

Existen antecedentes que ponen de manifiesto el reconocimiento
por parte de las autoridades sobre la inconveniencia e improcedencia
desde el punto de vista financiero del Impuesto a los Activos
Empresariales, como es el caso de la actividad hotelera, cuyo sector
esgrimió en su momento los argumentos convincentes para que se le
otorgara la exención del Impuesto a los Activos Empresariales a los
prestadores de servicios turísticos que se encontraren inscritos en el
Registro Turístico de Venezuela, exención que se encuentra prevista en
del artículo 44° de la Ley Orgánica de Turismo, de septiembre de 1998.
Esta exención, por cierto, dada su amplitud y falta de definición en
cuanto al sujeto pasivo, atenta contra el principio de igualdad tributaria,
pues abarca a cualquier tipo de servicio turístico con tal de que se
encuentre correctamente inscrito, excediendo el campo de aplicación al
que estaba destinado originalmente este beneficio, es decir, a incentivar
la inversión hotelera nacional.
En todo caso, la fundamentación que aducían los representantes
de las empresas hoteleras eran los altos costos de este tipo de
inversiones, así como la tasa de retorno de las mismas, generalmente
con retribución en el largo plazo.
De acuerdo con esta fundamentación, la exención del Impuesto a los
Activos Empresariales debería extenderse a todas aquellas industrias
que exigen altas inversiones y cuya recuperación se verifica en el largo
plazo.
Además, contrariamente a los objetivos de la Ley, antes citados, la
capacidad contributiva no es directamente proporcional a la capacidad
de inversión, o de la tenencia de activos.
Si una fábrica de tapicerías, por ejemplo, está trabajando con
cincuenta por ciento de su capacidad operativa, situación frecuente en
los actuales momentos de acuerdo con las estadísticas que se manejan
entre las distintas cámaras empresariales, ella no tiene capacidad
contributiva para afrontar un impuesto, en apariencia moderado y
eventualmente complementario del Impuesto sobre la Renta, pero que
en la situación financiera mencionada se convierte en un impuesto
confiscatorio.

13

Inspirados en el citado ejemplo, y basados en los principios de
justicia tributaria y no confiscatoriedad del impuesto, se cuestiona en
este espacio la existencia del Impuesto a los Activos Empresariales,
partiendo de su propia exposición de motivos, en los siguientes
términos: primero, en materia de impuestos a la renta no se puede
gravar con equidad la capacidad contributiva adicional que la posesión
del patrimonio supone, toda vez que, por una parte, para ello existe la
progresividad del impuesto, y en todo caso, la determinación de un
impuesto no debe fundamentarse en supuestos que no admitan
argumento en contrario; segundo, no se puede partir de suposiciones
establecidas en el punto primero para establecer una mejor y más justa
distribución de las cargas y de la riqueza de acuerdo al principio de
justicia tributaria consagrado en la Constitución de la República
Bolivariana de Venezuela, ya que no existe una relación lógica entre el
hecho imponible y el impuesto, sino una presunción que puede ser
desvirtuada como en efecto se desvirtuó con el ejemplo antes expuesto;
tercero, en consecuencia, no se puede hablar de un impuesto
complementario que en buena parte de los casos se convierte en
principal por no existir renta, insistiendo sobre el hecho de que el
promedio anual del valor de los activos gravables propiedad del
contribuyente, por infinidad de razones no mantiene necesariamente
una relación proporcional con el enriquecimiento.
Es así que una concepción errada de la capacidad contributiva y
del principio de la progresividad de los tributos le dio vida a un impuesto
complementario y presuntivo, el cual fue tolerable en una economía
relativamente productiva en su momento, pero hoy resulta ser, en la
realidad económica recesiva que se vive, un impuesto confiscatorio, ya
que al pechar los grandes capitales que se encuentran ociosos por
necesidad, se merma la capacidad de sobrevivencia de aquellas
empresas que tratan de superar momentos económicos difíciles.

14

Decimos entonces que, amén de las razones de orden jurídico que
ponen en duda la constitucionalidad del Impuesto a los Activos
Empresariales, por razones de orden práctico y de política fiscal, su
derogatoria se constituiría en un estímulo para dar un respiro a aquellas
empresas, particularmente a las grandes empresas, que por razones

coyunturales poseen grandes capitales que actualmente generan poca o
ninguna riqueza.
Con respecto al impuesto a las ventas con la finalidad de aumentar
el universo de contribuyentes, la reforma del mencionado instrumento
legal propone reducir el umbral de exenciones de 8.000 Unidades
Tributarias a 3.000, y aplicar sucesivas reducciones de 500 Unidades
Tributarias por año hasta llegar a 1.000 UT.
De acuerdo con el proyecto que se encuentra en el Congreso,
quedan eliminadas las siguientes exenciones:

En materia de venta de alimentos: los animales vivos destinados a
matadero, lo cual afecta el precio de venta de las carnes de todo tipo
en estado natural que sí permanecen exentas. Además, quedan
excluidos de la exención la mortadela, la salchicha y el jamón
endiablado, el atún y las sardinas enlatadas, el queso blanco, la
margarina, la mantequilla, las mantecas y los aceites, la sal, el azúcar
y el papelón, el café y el agua no gaseosa embotellada.
Se eliminan, igualmente, las exenciones a la venta de los fertilizantes,
los alimentos para animales, los medicamentos, las sillas de ruedas,
los vehículos destinados al transporte público de personas y la
maquinaria agrícola.
Quedan vigentes las exenciones para los combustibles, así como la
venta de los libros, diarios, periódicos, revistas y el papel para su
edición.

15

En el caso de las prestaciones de servicios, quedan exentos
únicamente el suministro de electricidad, de agua y el aseo urbano
de carácter residencial, mientras que se elimina la exención al
transporte de pasajeros, a los servicios educativos, a los médicoasistenciales y odontológicos. Las entradas a los parques, cines,
teatros, así como a los espectáculos deportivos quedan igualmente
excluidos como exención, entre otros servicios.
Por su parte, las ventas de bienes y servicios realizadas en el
territorio nacional que vayan a ser utilizados, consumidos o
aprovechados en los puertos libres, quedan exentos del impuesto.

La alícuota imponible se mantiene en 16,5 por ciento; pero, en todo
caso, permanecerá en un rango entre cinco y veinte por ciento. Dicha
alícuota será fijada anualmente en la Ley de Presupuesto.

Quedan eliminadas las alícuotas adicionales de 10 y 20 por ciento,
salvo para el caso de la venta e importación de alcoholes y cigarrillos,
cuya tasa impositiva estará comprendida entre un cinco y un 75 por
ciento, la cual será establecida de acuerdo con el procedimiento previsto
en el párrafo anterior.
Se conserva la alícuota cero para las exportaciones.
Se establece una base legal para la recuperación del impuesto
soportado por los sujetos que se encuentren en la ejecución de
proyectos industriales destinados a la exportación o a generar divisas,
toda vez que se elimina el beneficio previsto en el artículo 59° de la ley
vigente.
Se derogan las normas de otras leyes que otorguen exenciones,
exoneraciones u otros beneficios fiscales que colidan con el contenido de
la ley.
Por otra parte, se incluye la posibilidad de que los agentes
diplomáticos puedan recuperar el impuesto que hubieren soportado por
las compras nacionales de bienes y servicios.
En cuanto a las normas relativas al control fiscal, se establece
como método de cálculo de la base de estimación sobre la base
presuntiva, el de la referencia estadística.
16

Por último, se destina a la Administración Tributaria el tres por
ciento del monto total recaudado por concepto del Impuesto, a objeto de
financiar la inversión en su mejoramiento y modernización.

17

Bibliografía consultada
http://www.seniat.gov.ve
http://www.dinero.com

18

Capitulo VI
El libro mayor exigido por el código de comercio.
Características
El Mayor es otro de los libros obligatorios a llevar por los entes
económicos que por ley deben llevar contabilidad. Al mayor se trasladan
los registros de todas y cada una de las cuentas asentadas en el libro
diario, de manera individualizada por cada cuenta.
Su principal característica es la de las llamadas “cuentas T”.
El código de comercio nos obliga a llevar el libro mayor mas no nos
exige su legalización, por ende el mayor puede ser una carpeta
habilitada con hojas móviles sin legalizar.
En el libro mayor se habilitara un folio para cada una de las
cuentas que se han movilizado en el diario general. Por ejemplo, si en el
diario general se han movilizado 100 cuentas, en el mayor habilitaremos
100 folios.
Toda cuenta registrada en el diario con una cantidad en el debe,
pasara al debe, con esa misma cantidad, al folio que se le ha habilitado
en el mayor.
Toda cuenta registrada en el diario con una cantidad en el haber
pasara al haber, con esa misma cantidad, al folio que se le ha habilitado
en el mayor.

19

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999
http://tucanos.udea.edu.co/Finanzas/Cap%20II.htm

20

Capitulo VII
Elementos que lo conforman





Fecha en que se realizo el asiento en el libro diario.
Los conceptos, en los cuales se indicara que la operación proviene del
diario, según diario.
El numero de folio del cual se toma el cargo o el abono de la cuenta.
El debe, que como sabemos, proviene del debe del diario.
El haber, que también proviene del haber del diario.
El saldo, que indica el saldo de la cuenta en una fecha determinada.
Para el caso del rayado en T, o cuentas tipo T:




El numero de folio (si se llevase un libro foliado).
Nombre de la cuenta.
Debe, que debe provenir del debe del diario.
Haber, que debe provenir también del haber del diario.

21

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

22

Capitulo VIII
La referenciacion cruzada en el libro diario
La referenciacion cruzada es el producto de la clave contable, que
consiste en crear un vinculo entre las cuentas contables y el cuadro de
gastos uniendo los dos en un solo numero correlativo.
Para ello se utilizan la clave de referencia de pase que no es mas
que las claves de las páginas del diario y de las cuentas del mayor
utilizados como referencia cruzada entre las cifras registradas en el
diario y las pasadas a las cuentas del mayor; la columna de folio que es
la columna del diario y de cada cuenta que se utiliza para anotar las
claves de pase, para referencia; el numero de pagina del diario que es la
clave de pase que, para referencia, se anota en cada una de las cuentas
a las cuales se han trasladado cantidades, y que nos indica el número de
la página del diario del que tales cantidades fueron pasadas.
Un ejemplo de una referenciacion cruzada seria:
Clave 0001 seria igual Mayor 65B Gastos Administración
Cuenta 0001 Contabilidad
Sub-Cuenta 001 Tesorería
Gasto 403 Salarios
Sub-Gasto 001 Auxiliares

23

Bibliografía consultada
www.informatica2000.net/Actualizaciones/Manuales/manual_contabilidad
/manual_contabilidad.asp

24

Capitulo IX
El mayor practico o de cuentas T
La cuenta T consiste en darle a cada hoja del libro el nombre de
cada una de las cuentas que se registran en el transcurso normal del
negocio, dividiendo la hoja en dos partes, en la de la izquierda se
registran los débitos y en la de la derecha los créditos.
Un ejemplo de este tipo de cuenta seria:
1
CAJA
DEBE

HABER

25

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

26

Capitulo X
El balance de comprobación preliminar
Aunque no es considerado un estado financiero básico, es parte
complementaria y fundamental para los registros contables, así como
para la elaboración de los estados financieros principales.
El Balance de Comprobación, también denominado Balance de
Prueba, muestra los saldos, débito o crédito de las diferentes cuentas
contables del ente económico en una fecha específica. En otras palabras
el balance de comprobación es una lista de todas las cuentas que
figuran en el libro mayor y que tienen algún saldo, débito o crédito, a la
fecha específica que se quiera presentar. Generalmente se elabora al
final del período, antes de los asientos de ajuste y cierre y antes de
preparar los estados financieros básicos.

27

Bibliografía consultada
http://tucanos.udea.edu.co/Finanzas/Cap%20II.htm

28

Capitulo XI
El estado de los resultados. Su estructura
El Estado de Resultados es un estado financiero que muestra la
utilidad o perdida de una empresa en un período determinado. También
se conoce como “Estado de Utilidades”, “Estado de Ingresos y Egresos”,
“Estado de Rentas y Gastos”, “Estado de Perdidas y Ganancias”, y “P y
G” (Perdidas y Ganancias) posiblemente uno de los nombres más
utilizados para referirse al Estado de Resultados.
Debemos recordar que las cuentas que aparecen en el estado de
resultados son las cuentas de ingresos y las cuentas de costos y gastos.
Así mismo que las cuentas de ingresos tienen una naturaleza crédito y
las cuentas de gastos y costos tienen una naturaleza débito.
El Estado de Resultados se estructura con base en los saldos de las
cuentas T, de ingresos, costos y gastos, pero como dichos saldos
aparecen en el Balance de Comprobación, se puede elaborar
directamente con las cifras de las cuentas temporales de este último.

29

Bibliografía consultada
http://tucanos.udea.edu.co/Finanzas/Cap%20II.htm

30

Capitulo XII
Normas para el ordenamiento de partidas



Se suma el debe y el haber de todas la cuentas del mayor general.
En una hoja de balance de sumas, se pone el nombre de cada cuenta
y sus correspondientes sumas del debe y haber.
Se suman todas esas cantidades colocadas en el debe (sumas del
debe) y todas las cantidades colocadas en el haber (sumas del
haber). Por supuesto, ambas sumas tienen que ser iguales.

31

Bibliografía consultada
REDONDO, A.
Curso practico de contabilidad general y superior. Caracas, Venezuela.
Centro contable venezolano. 1999

32

Capitulo XIII
Formas de presentación
Básicamente hay dos. La detallada y la general.
Un ejemplo de una presentación detallada seria:

33

Un ejemplo de una presentación general seria:

34

Bibliografía consultada
http://tucanos.udea.edu.co/Finanzas/Cap%20II.htm

35

Capitulo XIV
Los asientos de cierre
La hoja de trabajo, además de servir para registrar los asientos de
ajuste, se utiliza también como fuente de información para los asientos
de cierre, los cuales sirven para cancelar los saldos de las cuentas de
ingresos y gastos. Al cerrar estas cuentas, sus saldos se transfieren a
otra cuenta y quedan saldadas (saldo de cero). Obviamente primero se

pasan los asientos de cierre del diario general alas cuentas respectivas
del libro mayor.
Las cuentas de ingresos y de gastos se cancelan y se cierran al
finalizar cada periodo contable, transfiriendo sus saldos a una cuenta
puente de resumen titulada "ganancias y pérdidas", en donde se
resumen los saldos. Las cantidades de la cuenta de ganancias y
pérdidas, que reflejan la utilidad o pérdida neta del periodo, son
transferidas a la cuenta de capital del propietario. Estas operaciones son
necesarias porque:
a. Los ingresos realmente aumentan el capital contable, en tanto los
gastos lo disminuyen.
b. A través del período contable estos aumentos y disminuciones se
acumulan en cuentas de ingresos y gastos, no dentro de la cuenta
de capital del propietario.
c. Los asientos de cierre al final de cada período contable transfieren
el efecto neto de estos aumentos y disminuciones, de las cuentas
de ingresos y gastos a la cuenta de capital del propietario.
Además, los asientos de cierre permiten que las cuentas de ingresos
y gastos empiecen cada uno de los nuevos periodos contables con
saldos de cero. Esto también es necesario porque:
a. El estado de resultados refleja los ingresos y los gastos en que se
incurrió durante un periodo contable y se elabora con base en la
información registrada en las cuentas de ingresos y gastos.
b. Estas cuentas deben comenzar cada nuevo periodo contable con
saldo de cero, si se desea que los saldos de fin de periodo reflejen
exactamente los ingresos y gastos de dicho período.
36

Bibliografía consultada
Donald E. Kieso, Jerry J. Weygandt
Contabilidad Intermedia, México. Editorial Limusa, 1986

37

Capitulo XV
Calculo y registro del impuesto sobre la renta del periodo
Para calcular el impuesto sobre la renta del periodo debemos
saber primero si lo haremos en base a una persona natural o jurídica.
Si es en base a una persona natural entonces las personas
naturales deben determinar su enriquecimiento neto, es decir, el
incremento de patrimonio que han tenido en el ejercicio gravable.
Esta determinación se hace restando a sus ingresos brutos
(beneficios económicos que ha obtenido por cualquier actividad que
realice), los costos y deducciones permitidos por la Ley.
En el caso que los ingresos sólo se correspondan a sueldos,
salarios y remuneraciones similares obtenidos por la prestación de
servicios personales bajo relación de dependencia, éstos equivalen al
enriquecimiento neto.
Una vez determinado el enriquecimiento neto, se debe determinar
el enriquecimiento gravable o pérdida, para lo cual se debe restar al
monto de enriquecimiento neto, el monto por desgravámenes y por
pérdidas de años anteriores.
Al enriquecimiento gravable se le debe aplicar la tarifa respectiva; para
ello debemos llevar la cantidad de bolívares que corresponde al
enriquecimiento gravable a U.T., multiplicarlo por el porcentaje que
corresponda y restarle el sustraendo si lo hubiere.
El sustraendo es la cantidad que se resta al cálculo único que se
hace de las rentas totales de un contribuyente, para no gravar los
niveles o escalas anteriores de rentas con ese nivel de gravamen. El
sustraendo es la cantidad que se resta al resultado obtenido después de
aplicarle el porcentaje al enriquecimiento neto.
Una vez obtenido el total de impuesto autoliquidado, se
descargarán las rebajas que establece la Ley, así como los montos que
correspondan a ISLR retenido en el ejercicio, anticipos de ISLR por

declaración estimada, anticipo de ISLR por enajenación de inmueble,
ISLR pagado en exceso en ejercicios anteriores, entre otros.
38

En el caso de los contribuyentes bajo relación de dependencia y de
profesionales en libre ejercicio, deberán exigir a sus deudores o
pagadores los comprobantes de retención de ISLR.
En el caso de personas jurídicas, las personas jurídicas deben
determinar la renta neta mundial gravable, para ello deberán sumar el
enriquecimiento neto de fuente territorial al enriquecimiento neto de
fuente extraterritorial. No se admitirá la imputación de pérdidas de
fuente extraterritorial al enriquecimiento o pérdida de fuente territorial.
El enriquecimiento neto corresponde al incremento de patrimonio que
resulte después de restar de los ingresos brutos, los costos y
deducciones permitidos por la LISLR.
Después de haber determinado la renta neta mundial gravable, se
aplicará la tarifa No. 2 ó No. 3 según corresponda; para ello debemos
llevar la cantidad de bolívares que corresponde a la renta neta mundial
gravable a U.T., multiplicarlo por el porcentaje que corresponda y
restarle el sustraendo si lo hubiere.
El sustraendo es la cantidad que se resta al cálculo único que se
hace de las rentas totales de un contribuyente, para no gravar los
niveles o escalas anteriores de rentas con ese nivel de gravamen. El
sustraendo es la cantidad que se resta al resultado obtenido después de
aplicarle el porcentaje al enriquecimiento neto.
Una vez determinado el impuesto según tarifas, se acreditará el
impuesto sobre la renta que el contribuyente haya pagado en el
extranjero por los enriquecimientos de fuente extraterritorial por los
cuales estén obligados al pago de impuesto en los términos de la LISLR.
El monto de impuesto acreditable proveniente de fuente extranjera
no podrá exceder a la cantidad que resulte de aplicar las tarifas
establecidas en la Ley, al total del enriquecimiento neto global del
ejercicio en la proporción que el enriquecimiento neto de fuente
extranjera represente en el total de dicho enriquecimiento neto global.
Al impuesto determinado después del acreditamiento del impuesto
pagado en el exterior, se le sumará el total de los impuestos
proporcionales pagados (territoriales y extraterritoriales).
39

Una vez obtenido el total de impuesto autoliquidado, se
descargarán las rebajas por inversiones establecidas en la LISLR;
igualmente se disminuirán del impuesto del ejercicio, los impuestos
retenidos en el ejercicio, anticipos por enajenación de inmuebles,
anticipo por declaración estimada, créditos de Impuesto a los Activos
Empresariales y compensaciones.

Las sociedades de personas, comunidades y consorcios, no
estarán sujetas al Impuesto sobre la Renta, en razón de que el mismo se
grava en cabeza de las personas naturales socios o comuneros y las
personas jurídicas integrantes de esos consorcios, los cuales son
considerados individualmente.

40

Bibliografía consultada
http://www.seniat.gov.ve/pls/portal/docs/PAGE/SENIAT_CA/SENIAT/TRIBUT
OS_INTERNOS/IMPUESTOS_NACIONALES/ISLR/determinacion.pdf

41

Capitulo XVI
Calculo y registro de la reserva legal
En principio, las reservas son beneficios obtenidos por la empresa
y que no han sido distribuidos entre sus propietarios. Pero este concepto
solamente es válido desde una perspectiva amplia, ya que se puede
hacer una subdivisión de las distintas clases de reservas en función de
su origen.
Así, se diferencian tres grandes bloques de reservas:


Reservas procedentes de beneficios no repartidos.
Reservas provenientes de la actualización de balances.
Reservas derivadas de aportaciones de los socios

Sobre las reservas legales, las reservas legales responden a
imperativos de las leyes que obligan a los comerciantes a retener ciertas
cantidades de los beneficios netos, con el objeto de aumentar el margen
de garantía que el capital representa para quienes sostienen relaciones
comerciales con ellos y se convierten en acreedores del negocio.
Anualmente se separará de los beneficios líquidos una cuota de
cinco por ciento, por lo menos, para formar un fondo de reserva, hasta
que este fondo alcance lo prescrito en los estatutos, y no podrá ser del
uno por ciento del capital social.
Este fondo de reserva mientras ocurra la necesidad de utilizarlo,
podrá ser colocado en valores de cómoda realización, pero nunca en
acciones u obligaciones de la compañía, ni en propiedades para el uso
de ella.

42

Bibliografía consultada
http://www.contabilidad.tk/reservas-i-56.htm

43

Capitulo XVII
Transferencia del resultado al balance general

Impuestos es una cuenta de gastos en la que se recoge la carga
impositiva que soporta la empresa como consecuencia del impuesto de
sociedades.
La empresa soporta una carga impositiva resultante de la
aplicación del impuesto de sociedades al beneficio obtenido.
Esta carga impositiva es un gasto para la empresa y, por lo tanto,
tendrá que recogerse en la Cuenta de Resultados.
Por su parte, hacienda pública es una cuenta del Pasivo del Balance, en
la que se recoge la deuda que la empresa tiene con el Estado por motivo
de los impuestos que ha de pagar.
En el momento en el que la empresa proceda al pago de estos
impuestos, anulará esta cuenta con cargo a "caja" o "bancos".
Tenemos que tener aquí presente el "principio de devengo",que
dice que cada gasto debe recogerse en el ejercicio económico en el que
se origina.
Por lo tanto, cuando se cierra un ejercicio económico con
beneficios, es en ese ejercicio donde se genera la carga impositiva, por
lo que es entonces cuando se tendrá que contabilizar los impuestos
originados (con independencia de que su liquidación se realice el año
siguiente).

44

Bibliografía consultada
http://oznicompany.tripod.com.ve/cdcursosdeensoampozni/id5.html

45

Conclusión
En el libro diario se asentaran, día por día, las operaciones que
haga el comerciante, de modo que cada partida expresara claramente
quien es el acreedor y quien es el deudor.
Al momento de asentar un registro intervienen fecha en la cual se
efectúo la operación, cuenta o cuentas deudoras que han intervenido en
la operación realizada, cuenta o cuentas acreedoras que han intervenido
en la operación realizada, anotando en la columna del haber (abonos), el
monto movilizado por cada cuenta en moneda nacional, un resumen
claro, pero muy corto y conciso que indique la operación realizada o los
comprobantes que sirven de soporte al registro efectuado.
Para determinar que cuentas intervienen en una operación que
deseamos registrar en el diario general nos haremos dos preguntas:
¿qué cuenta recibe algo? Y ¿qué cuenta entrega algo?.
Como ya se indico, todo sistema contable tiene establecidos
diversos medios para su control. En el caso de un error en la cuenta de
caja se detectara fácilmente por medio del diario auxiliar de caja, el cual
debería mostrar el saldo correcto y reforzaríamos ese control efectuando
un arqueo de caja.
Al inicio de la década de los 90' la creación del Impuesto a los
Activos Empresariales, conjuntamente con la implementación del
Impuesto al Valor Agregado, formó parte de una política fiscalista
inspirada en la experiencia de otros países, tendente a pechar la renta
por vía indirecta a través del consumo así como por vía presuntiva,
conforme a la tenencia de activos destinados a la producción de riqueza.

El Mayor es otro de los libros obligatorios a llevar por los entes
económicos que por ley deben llevar contabilidad. Al mayor se trasladan
los registros de todas y cada una de las cuentas asentadas en el libro
diario, de manera individualizada por cada cuenta.
46