A nuestras madres… por su

esfuerzo.

PRESENTACION

Los Procedimientos Tributarios constituyen un ámbito normativo dinámico,
caracterizado por modificaciones constantes no solo a la Ley y su reglamento sino
también por la aprobación de diversas normas complementarias por parte de
distintos órganos estatales vinculados al quehacer en mención a lo que se le debe
agregar la complejidad propia de dichas normas.
El escenario descrito exige a los estudiantes buscar textos de investigación que
cuenten con las exigencias de actualidad y calidad, preocupación que constituye el
eje de nuestra actividad académica.
Seguras de que el tema que hoy le hacemos llegar cumplirá con satisfacer sus
expectativas, esperando que los conocimientos brindados sean de provecho y de
suma utilidad en la actividad propia del tema.

INTRODUCCION

El Código Tributario en el cual se basa el presente trabajo establece los principios
generales, instituciones, procedimientos y normas del ordenamiento jurídicotributario. El tema central de este trabajo abarca desde ACTO ADMINISTRATIVO,
ACTO ADMINISTRATIVO Y ACTOS DE LA ADMINISTRACIÓN TRIBUTARIA,
REQUISITOS DE VALIDEZ, EFICACIA DE LOS ACTOS ADMINISTRATIVOS, LA
NOTIFICACIÓN, LOS ACTOS, LA NULIDAD Y ANULABILIDAD, Luego el capítulo
II

comprende

los

PROCEDIMIENTOS

TRIBUTARIOS

PROCEDIMIENTO

ADMINISTRATIVO, PRINCIPIOS DEL PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO
GENERAL TEXTO ÚNICO DE PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOS – TUPA,
PROCEDIMIENTO DE COBRANZA COACTIVA, LAS MEDIDAS CAUTELARES,
TASACIÓN Y REMATE. Se desarrollara cada uno de estos puntos en el presente
trabajo desarrollando cada uno de sus conceptos ampliamente.

INDICE
PROCEDIMIENTOS TRIBUTARIOS
Disposiciones Generales
1.
2.
3.
4.
5.
6.

Acto Administrativo………………………………………..............................1
Acto Administrativo y Actos de la Administración Tributaria……………….1
Requisitos de Validez…………………………………………………………..2
Eficacia de los Actos Administrativos…………………………………………5
La Notificación ………………………………………………………………….5
Los Actos, La nulidad y Anulabilidad…………………………………………17

7. Procedimiento Administrativo…………………………………………………23
8. Principios del Procedimiento Administrativo General…………………….26
9. Texto Único de Procedimientos Administrativos – Tupa………………..29
10. Procedimiento De Cobranza Coactiva…………………………………31
11. Las Medidas Cautelares…………………………………………………41
12. Tasación Y Remate………………………………………………………49

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO

PROCEDIMIENTOS TRIBUTARIOS

Disposiciones Generales:
Art. 103°.- ACTOS DE LA ADMINISTRACION TRIBUTARIA
Los actos de la Administración Tributaria serán motivados y constarán en los
respectivos instrumentos o documentos.
1. ACTO ADMINISTRATIVO
El acto administrativo se define como un acto jurídico cuya características
principales son que constituyen una manifestación o declaración de voluntad,
unilateral, potestativa y ejecutoria, que tiene por objeto crear, reconocer, modificar
o extinguir una situación jurídica individual. Es una declaración unilateral realizada
en ejercicio de la función administrativa, que produce efectos jurídicos individuales
en forma inmediata.
El profesor Ramón Parada Vázquez define el acto administrativo como aquel
dictado por una administración publica u otro poder público, en ejercicio de
potestades administrativas y mediante el que impone su voluntad, sobre los
derechos, libertades o intereses de otros sujetos públicos o privados bajo el
control de la jurisdicción contenciosa administrativa.
La doctrina italiana define al acto administrativo como cualquier declaración de
voluntad, deseo, conocimiento o juicio, realizada por un sujeto de la administración
publica en el ejercicio de una potestad administrativa.
Nuestro ordenamiento ha adoptado en la ley reguladora de la jurisdicción
contenciosa administrativa, un concepto de acto administrativo que lo define
como "la declaración o manifestación de voluntad, juicio o conocimiento
expresada en forma verbal o escrita o por cualquier medio, que con carácter
general o particular, emitieren los órganos de la administración pública y que
produjere o pudiere producir efectos jurídicos"
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 1

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO

La Ley del Procedimiento Administrativo General, aprobada por Ley N° 27444, en
el numeral 1.1 del artículo 1 conceptúa al acto administrativo del siguiente modo:
"Son actos administrativos, las declaraciones de las entidades que, en el marco de
normas de derecho público, están destinadas a producir efectos jurídicos sobre los
intereses, obligaciones o derechos de los administrados dentro de una situación
concreta.
Morón Urbina, considerando lo regulado por la LPAG, señala una declaración de
cualquiera de las entidades; destinada a producir efectos externos; que recae
sobre derechos, intereses y obligaciones de los administrados; en una situación
concreta; en el marco del derecho público; que puede tener efectos
individualizados o individualizables.
Finalmente, de acuerdo con el art. 29 de la LPAG, son declaraciones que pueden
tener efectos individualizados o individualizables.
El profesor Huapaya Tapia sostiene que los “actos de la Administración Tributaria
que reflejen el ejercicio de un poder público y que tengan incidencia directa en las
situaciones subjetivas de los administrados, sea creando, modificando, regulando
o extinguiendo una relación jurídico – tributaria, serán actos administrativos, y por
tanto, sometidos al imperio de la legalidad, y tanto a las normas procedimentales
previstas en las Leyes tributarias, y supletoriamente, a lo dispuesto en la LPAG”.
Más adelante, agrega: "habrá acto administrativo tributario, cuando se trate de una
decisión administrativa emitida por un órgano de la Administración Tributaria, que
tiene por objeto regular, modificar, crear o extinguir los aspectos relativos al
ejercicio de las funciones relacionadas con los poderes administrativo tributarios''.
Ahora bien, sin duda en las relaciones entre la Administración Tributaria y los
administrados se generan diversos actos administrativos específicos; asumiendo
lo indicado, y siguiendo en una clasificación a Morón, corresponde considerar
como actos de la Administración Tributaria a los que por su funcionalidad en el
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 2

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
procedimiento administrativo se dicten; entre ellos: los actos de incoación, los
actos de instrucción, los actos de ordenación, los actos de intimación, los actos
resolutorios y los actos de ejecución.
Para nuestra materia, simplificando, entre los actos usualmente emitidos por la
Administración Tributaria, tenemos:

Las resoluciones:
 de Determinación (artículos 76° y 77° del Código);
 de Multa (artículos 77° y 180° del Código);
 que imponen otras sanciones (art. 180°, 182°, 183°, 184° del código, entre
otras);
 coactivas y de ejecución coactiva (artículo 117° del Código);
 que resuelven peticiones o solicitudes (p. ej. devolución, fraccionamiento,
inscripción en el registro de entidades exoneradas, etc.),
 que resuelven recursos o impugnaciones (p. ej. reclamaciones tributarias,
recursos administrativos, etc.);
 de cumplimiento (artículo 156° del Código).
 La orden de pago (artículos 77° y 78° del Código).
 Asimismo, son actos administrativos las liquidaciones, los diversos
requerimientos o mandatos de fiscalización o de verificación, los
requerimientos de sustentación de reparos, las citaciones, las constancias,
las esquelas, incluso oficios, etc., que cumplan con las condiciones y
requisitos exigidos para el acto administrativo.
Hay que anotar, adelantándonos a fin de evitar equívocos, que si bien todos los
indicados pueden ser actos administrativos (tener sus características y cumplir sus
requisitos), por su naturaleza, funcionalidad y/o contenido (como ya se anotó, por
ejemplo, los referidos a asuntos meramente administrativos no tributarios), no
todos podrán ser impugnados por la vía de los procedimientos tributarios
regulados por el Código Tributario (art. 135 o 155 del código tributario).
1) REQUISITOS DE VALIDEZ

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 3

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
De acuerdo con lo dispuesto por los artículos 77°, 103°, 109° y 129° del Código
Tributario, en lo que corresponda, puede interpretarse que los actos de la
Administración Tributaria deben cumplir básicamente los siguientes requisitos:
competencia, motivación y forma; asimismo, deben haber sido emitidos
cumpliendo el procedimiento administrativo establecido para su producción.
Sin perjuicio de ello, y en la medida en que nuestra legislación tributaria no precisa
expresamente todos los requisitos de validez de los actos de la Administración
Tributaria, para calificar los actos de la Administración son aplicables
supletoriamente las normas de la LPAG; en tal sentido, resulta oportuno recordar
lo regulado por su artículo 3°:
Artículo 3°.- Requisitos de validez de los actos administrativos.
Son requisitos de validez de los actos administrativos:
a. Competencia; Ser emitido por el órgano facultado en razón de la materia,
territorio, grado, tiempo o cuantía, a través de la autoridad regularmente
nominada al momento del dictado y en caso de órganos colegiados,
cumpliendo los requisitos de sesión, quórum y deliberación indispensables
para su emisión.
b. Objeto o contenido; Los actos administrativos deben expresar su
respectivo objeto, de tal modo que pueda determinarse inequívocamente
sus efectos jurídicos. Su contenido se ajustará a lo dispuesto en el
ordenamiento jurídico, debiendo ser lícito, preciso, posible física y
jurídicamente, y comprender las cuestiones surgidas de la motivación.
c. Finalidad Pública; Adecuarse a las finalidades de interés público asumidas
por las normas que otorgan las facultades al órgano emisor, sin que pueda
habilitársele a perseguir mediante el acto, aun encubiertamente, alguna
finalidad sea personal de la propia autoridad, a favor de un tercero, u otra
finalidad pública distinta a la prevista en la Ley. La ausencia de normas que
indique los fines de una facultad no genera discrecionalidad.
d. Motivación; El acto administrativo debe estar debidamente motivado en
proporción al contenido y conforme al ordenamiento jurídico.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 4

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
e. Procedimiento regular; Antes de su emisión, el acto debe ser conformado
mediante el cumplimiento del procedimiento administrativo previsto para su
generación.

Artículo 16°.- Eficacia del acto administrativo
16.1 El acto administrativo es eficaz a partir de que la notificación legalmente
realiza produce sus efectos, conforme a lo dispuesto en el presente capítulo.
16.2 El acto administrativo que otorga beneficio al administrado se entiende eficaz
desde la fecha de su emisión, salvo disposición diferente del mismo acto.
2. LA NOTIFICACIÓN
Como se sabe, dentro de los distintos procedimientos administrativos tributarios se
emiten o dictan diversos actos administrativos que generan o afectan obligaciones,
deberes, derechos e intereses de los administrados; considerando el contenido de
tales actos, resulta imperativo para la Administración ponerlos en conocimiento de
los interesados mediante la notificación. En este sentido, esta notificación, además
de ser un requisito para la eficacia de los actos, es una garantía para el deudor
tributario en defensa de sus derechos frente a la Administración Tributaria, "ya que
para que pueda cumplir lo ordenado en el acto administrativo es preciso que tenga
conocimiento de aquél, al tiempo que así pueda reaccionar frente al mismo sí lo
estima pertinente".
El Código Tributario no lo conceptúa ni define sus alcances; se limita señalar las
formas de realización.
Ahora bien, notificar, según la segunda acepción que le da el Diccionario de la
Lengua Española de la RAE, es: "Comunicar formalmente a su destinatario una"
resolución administrativa o judicial".
Para el Derecho Administrativo, con sencillez, Guzmán Napurí señala que la
notificación es el acto a través del cual se pone en conocimiento del interesado el
contenido de un acto administrativo. Más ampliamente, Morón indica que los
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 5

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
"actos de transmisión o de comunicación, son aquellos actos que tienen por
objetivo transferir conocimiento de algún acto procesal a quien debe conocer o
debe hacérsele conocer para el desarrollo ordenado del procedimiento integrando
al mismo todos los pareceres determinados o determinables que han resguardo de
derechos constitucionales o legales correspondan.
A fin de complementar conviene precisar el objeto de la notificación, es poner en
conocimiento de los interesados el contenido de las resoluciones judiciales. Sin
duda, tras ese objeto se encuentra el derecho del interesado de conocer con
certeza y efectividad el contenido del acto, para nuestro caso, administrativo
tributaria.
En esta línea de pensamiento, podemos anotar que la notificación es el acto
procesal, o hecho administrativo, a través del cual se comunica, se da a conocer o
se pone formalmente en conocimiento de las personas particularmente
interesadas (deudor tributario, administrado o tercero, destinatarios) en contenido
de un acto administrativo (para el caso, por ejemplo, los actos de la Administración
Tributaria o del Tribunal Fiscal vinculados a la obligación tributaria).
a) La eficacia de los actos y la obligación de notificar
La notificación es un requisito para la eficacia de los actos, o, dicho de otro
modo, un acto administrativo carece de eficacia (de fuerza jurídica para
producir efectos) mientras no sea notificado al interesado. Con criterio general,
el numeral 16.1 del artículo 16° de la LPAG señala al respecto (eficacia del
acto administrativo): «16.1 El acto administrativo es eficaz a partir de que la
notificación legalmente realizada produce sus efectos, conforme a lo dispuesto
en el presente capítulo.
De lo apuntado se puede observar que una vez emitido un acto administrativo
surge la necesidad y obligación o deber de efectuar el acto de notificación. De
acuerdo con el artículo 18° de la LPAG, la notificación deberá ser practicada de
oficio y su debido diligenciamiento será competencia de la entidad que dictó el
acto administrativo. En la medida en que el Código Tributario regula diversas
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 6

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
formas de notificación, en las que se incluye algunas realizadas por terceros
ajenos a la entidad, ateniéndonos a sus formalidades específicas debemos
recordar que la notificación en sí misma no deja de ser una responsabilidad de
la Administración, por lo que será también de su responsabilidad verificar o
supervisar la acción, de constatar su efectividad y de evidenciar en el
expediente esta acción.
b) La notificación como garantía para el deudor tributario
Habíamos señalado que la notificación es también una garantía para el deudor
tributario en defensa de sus derechos frente a la Administración Tributaria, "ya
que para que pueda cumplir lo ordenado en el acto administrativo es preciso
que tenga conocimiento de aquél, al tiempo que así pueda reaccionar frente al
mismo si lo estima pertinente". Como recuerda Huapaya, el acto de notificación
constituye una garantía indisoluble al ámbito del ejercicio de los derechos de
defensa de los administrados en el marco de los procedimientos tributarios.
En efecto, la notificación permitirá que el deudor tributario pueda realizar
acciones a fin de dar la ejecución o cumplimiento debidos del acto (por
ejemplo, exhibiendo la información requerida o pagando la deuda tributaria
determinada), o interponer contra el mismo los recursos, administrativos o
judiciales, pertinentes (ejercer el derecho de defensa).
De este modo se evita la indefensión y que el procedimiento se cubra de un
manto de inseguridad jurídica.
c) El destinatario de la notificación y el receptor
El destinatario de la notificación será sin duda el sujeto particularmente
interesado; por tanto, estando el acto administrativo dirigido a este, la
notificación deberá efectuarse a él; en nuestro caso, al deudor tributario, sea
contribuyente o responsable (solidario), al sujeto con capacidad tributaria o al
tercero, directamente afectado por el acto a notificar.
Por otro lado, tenemos a la persona que efectivamente recibe el acto.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 7

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
La problemática que al respecto se podría presentar se ha considerado
resuelta con el domicilio fiscal, que por su regulación ha permitido sortear
inclusive a la notificación personal. Es obvio que este criterio es aplicable
también para quienes estando obligados no hubieran señalado domicilio fiscal
y para sujetos que no hubieran señalado domicilio fiscal por no estar obligados
(por ejemplo, terceros ajenos a la obligación tributaria a quienes se les solicita
información, o, eventualmente, a quienes se les ha imputado responsabilidad
solidaria); en estos casos, la Administración, cuando pretenda notificar actos lo
hará en principio en los lugares que, normados en los artículos 12 al 14 del
Código Tributario, se consideran para la presunción del domicilio fiscal.
En este sentido, si bien es cierto que cuando se realice la notificación en el
domicilio fiscal no habrá preliminarmente problemas, será suficiente hacerlo en
tal lugar a una persona capaz, cuando se trate de las otras formas de
notificación, además de observarse estrictamente las condiciones y requisitos
establecidos, en algunos casos deberá tenerse en cuenta la condición de la
persona con la que efectivamente se materializa el acto de notificación. Así,
teniendo por un lado al destinatario del acto y por el otro al receptor, sin
discutirse que se está notificando al interesado, por las formas de notificación
puede perfeccionarse la misma con la entrega del acto al interesado
directamente o a su representante legal, obligatorio o voluntario.
A. Practica de la Notificación o Formas de Notificación
El artículo 104 del Código Tributario regula expresamente, y con características
propias, las formas de notificación tributaria. Así, en nuestra materia, salvo la
notificación en los procedimientos de ejecución coactiva regulados por la Ley de
Ejecución Coactiva y el caso especial ratificado por la RTF N° 3709-2-2005, no
será válido notificar de otra forma o modo.
En el encabezado de su texto, este artículo señala que la notificación de los actos
administrativos se realizará, indistintamente, por cualquiera de las diversas formas
que luego indica. No obstante, en consonancia con lo señalado en el punto 1.5 del
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 8

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
apartado anterior, recordando la importancia del domicilio fiscal regulado en el
artículo 11 del Código, nos parece un exceso el uso del adverbio "indistintamente",
máxime si consideramos que la notificación es una garantía de defensa del
contribuyente (como quiera que es necesario que este tenga pleno conocimiento
del contenido del acto administrativo), pues, salvo Ia forma regulada en el inciso
a), todas las demás están condicionadas, son excepcionales filian sido
establecidas para casos específicos. En este sentido, aun cuando nuestra
legislación no ha señalado expresamente un orden de prelación en las formas de
notificación, reiteramos que la notificación en principio debería realizarse en el
domicilio fiscal ("lugar fijado dentro del territorio nacional para todo efecto
tributario;...") del deudor tributario, y debería agotarse todos los medios razonables
para efectuar la notificación de la manera indicada, teniendo en cuenta que
aquella es la que otorga mayor seguridad en la recepción del acto administrativo a
notificar (RTF N° 325-3-98), y solo cuando no fuera posible aquella notificación
recurrir a las demás formas.
Ahora bien, como se sabe, dentro de los distintos procedimientos administrativos
tributarios se emiten o dictan diversos actos administrativos que generan o afectan
obligaciones, deberes, derechos e intereses de los administrados; considerando el
contenido de tales actos, resulta imperativo para la Administración ponerlos en
conocimiento de los interesados mediante la notificación. Así pues, estas
notificaciones se darán en todos los procedimientos tributarios: cobranza coactiva,
contencioso tributario, no contencioso; así mismo, en los procedimientos que,
vinculados a la obligación tributaria y/o los originados en disposiciones de índole
tributaria, son llevados adelante por la Administración Tributaria en el cumplimiento
de sus funciones y el ejercicio de sus facultades (recaudación, determinación,
verificación, fiscalización, sanción, etc.; procedimientos administrativo-tributarios
de oficio). En este sentido, las formas de notificación reguladas por el Código son
aplicables a todos los actos administrativos "tributarios" y a los procedimientos
administrativo ^butanos (salvo, como se ha indicado, la notificación en los
procedimientos de ejecución coactiva regulados por la Ley de Ejecución Coactiva),
y por todos los órganos de la Administración Tributaria y para el Tribunal Fiscal.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 9

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
La cual mencionaremos las distintas formas de notificación:
a. Por correo certificado o por mensajero en el domicilio fiscal:
La posibilidad es amplia; pueden notificarse vía correo certificado o mensajero;
en este caso no se especifica las condiciones de correo certificado (por lo que
se entiende que es el común) ni del mensajero, en tal medida el encargo de la
diligencia puede ser un empleado o funcionario de la Administración como un
particular (empresa de mensajería) autorizado por la administración.
 Notificación a domicilio fiscal con acuse de recibo
 Notificación en el domicilio fiscal con certificación de la negativa a la
recepción
 Notificación válida mientras no se haya comunicado el cambio del domicilio
fiscal
b. Por medio de sistemas de comunicación electrónicos
El inciso b) del anterior articulo 104 establecía la posibilidad de notificar por medio
de sistemas de comunicación electrónicos, fax y similares, siempre que los
mismos permitan confirmar la recepción. No obstante, con la regulación
establecida con las modificaciones realizadas por el Decreto Legislativo N° 953 se
había variado sustancialmente tal disposición; en efecto, el primer párrafo del
inciso b) prescribía textualmente: “por medio de sistemas de comunicación
electrónicos, siempre que se confirme la entrega por la misma vía”. Tal texto fue
variado por el Decreto Legislativo N° 981: por medio de sistemas de comunicación
electrónicos siempre que se pueda confirmar la entrega por la misma vía.
Así pues, además de hablarse genéricamente de sistemas de comunicación
electrónicos, se ha variado la acreditación de la notificación; para cuando se
realice por estos (por ejemplo, telefax, facsímil, telecopia, u otros que se puedan
crear a futuro), de una confirmación de la recepción se da paso a la confirmación.
En el segundo párrafo se señala tratándose del correo electrónico u otro medio
electrónico aprobado por la SUNAT que permita la transmisión o puesta a
disposición de un mensaje de datos o documento. Y completa señalando la
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 10

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
SUNAT mediante Resolución de Superintendencia establecerá los requisitos,
formas, condiciones, el procedimiento y los sujetos obligados a seguirlo, así como
las demás disposiciones necesarias para la notificación por los medios referidos
en el segundo párrafo el inciso b).
Sin perjuicio de lo anotado, consideramos que se trata, de buena cuenta, de una
forma de notificación a solicitud o puesta a disposición por el propio administrado
interesado.
c. Por constancia administrativa
Por constancia administrativa, con entrega personal, cuando por cualquier
circunstancia el deudor tributario, su representante o apoderado (exclusivamente
cualquiera de estas personas), se haga presente en las oficinas de la
Administración Tributaria (la notificación debe realizarse en estas oficinas). No se
trata pues de la simple constancia administrativa dejada en el expediente.
En este caso, como se ha indicado, la notificación debe ser realizada en las
oficinas de la Administración y de manera personal exclusivamente al deudor
tributario o, en el caso de personas jurídicas, al representante legal; por cierto,
también cabe notificarse por esta vía a su representante voluntario o apoderado;
no se puede notificar a terceros (distintos a los indicados) ni se puede presumir la
representación. Por tanto, carece de fundamento el argumento en el sentido que el
artículo 23° del Código Tributario prescribe que para efectos de mero trámite la
representación se presume otorgada, puesto que dicha norma se refiere a la
tramitación ordinaria del proceso, y las notificaciones no pueden ser consideradas
como actos de mero trámite pues no son realizadas por los interesados, sino por
la Administración, y además porque la notificación reviste una importancia formal
tan grande que la inobservancia de los requisitos para realizarla acarrea la nulidad
del procedimiento.
 Notificación por constancia administrativa a sujetos que tengan la condición
de no hallado o de no habido.
 El acuse de recibo.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 11

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
d. Mediante publicación en la página web de la Administración en casos de
extinción de deudas tributarias.
La forma de notificación regulada en el inciso d) del artículo 104, es para los casos
de extinción de la deuda tributaria por ser considerada de cobranza dudosa o
recuperación onerosa (véase los párrafos segundo y tercero del artículo 27 del
Código Tributario).
Se realizará mediante la publicación en la página web de la Administración
Tributaria; en defecto de dicha publicación, la Administración Tributaria podrá optar
por publicar dicha deuda (contenida en la parte resolutoria del acto administrativo)
en el Diario Oficial o en el diario de la localidad encargado de los avisos judiciales
o, en su defecto, en uno de mayor circulación de dicha localidad. La publicación
deberá contener el nombre, denominación o razón social de la persona notificada,
el número del RUC o el documento de entidad que corresponda y la numeración (y
denominación) del documento en el que consta el acto administrativo.
e. Notificación a no hallados, no habidos o cuando el domicilio del
representante de un no domiciliado sea desconocido, o para cuando la
notificación no pueda ser realizada en el domicilio fiscal del deudor
tributario por cualquier motivo imputable a éste.
Domiciliado sea desconocido, o para cuando la notificación no pueda ser realizada
en el domicilio fiscal del deudor tributario por cualquier motivo imputable a éste
El inciso e) del artículo 104 señala que cuando se tenga la condición de no hallado
o de no habido (estrictamente para sujetos que se encuentren en tal situación o
condición; a este respecto, téngase en cuenta en lo pertinente el Decreto Supremo
N° 041-2006-EF, y la Resolución de Superintendencia N° 157-2006/SUNAT), o
cuando el domicilio del representante de un no domiciliado fuera desconocido
(véase lo dispuesto por la Norma XI, in fine, y el articulo 14 del código), o cuando
la notificación no pueda ser realizada en el domicilio fiscal del deudor tributario por
cualquier motivo imputable a este, la SUNAT (y solo esta entidad; véase además

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 12

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
las RTF N° 3709-2-2005, de observancia obligatoria, publicada el 28.06.2005)
podrá realizar la notificación por cualquiera de las normas siguientes:
 Entrega personal con acuse de recibo.
 Mediante publicación.
 Procedimiento para cuando la notificación no pueda ser realizada en el
domicilio fiscal del deudor tributario por cualquier motivo imputable a este.
f. Notificación por cedulón
La notificación por cedulón (fijando pegando el cedulón como anunció o aviso en
el domicilio fiscal en la puerta o algún lugar visible) se dará solamente cuando en
el domicilio fiscal del destinatario no hubiera persona capaz alguna o el domicilio
fiscal estuviera cerrado (inciso f) del artículo 104 del Código). Estos hechos deben
constar en la certificación respectiva.
Además de fijar el cedulón (lo cual en lo posible debe ser acreditado), deberá
dejarse, si está cerrado bajo la puerta, en sobre cerrado (téngase en cuéntala
Reserva Tributaria) los documentos a entregarse.
El acuse de la notificación por cedulón deberá contener, como mínimo:
 Apellidos y nombres, denominación o razón social del deudor tributario.
 Numero de RUC del deudor tributario o número del documento de




identificación que corresponda.
Número (y denominación) del documento que se notifica.
Fecha en que se realiza la notificación.
Dirección del domicilio fiscal donde se realiza la notificación.
Número de cedulón.
El motivo por el cual (sea que no hubiera persona capaz o estuviera
cerrado el domicilio) se utiliza esta forma de notificación, con la debida

certificación y acreditación (RTF N° 4718-3-2005).
 La indicación expresa de que se ha procedido a fijar el Cedulón en el
domicilio fiscal, y que los documentos a notificar se han dejado en sobre
cerrado, bajo la puerta.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 13

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Debe hacerse constar asimismo la identificación del encargado de tal diligencia
(RTF N° 148-2-2000), toda vez que si no se hace así, ninguna persona estaría
corroborando que tales actos se llevaron a cabo RTF N° 911-4-2001).
La notificación efectuada en el domicilio fiscal, de la forma indicada, se considera
valida mientras el deudor tributario no haya comunicado el cambio del mencionado
domicilio.
Plazo Para La Notificación
Un agregado de interés realizado por el Decreto Legislativo N° 953 a la norma que
regula las notificaciones es el plazo para su realización; en efecto, el último párrafo
del vigente artículo 104 del Código, señala:
"Tratándose de las formas de notificación referidas en los incisos a), b), d), f) y la
publicación señalada en el numeral 2) del primer párrafo y en el segundo párrafo
del inciso e) del presente artículo, la Administración Tributaria deberá efectuar la
notificación dentro de un plazo de quince (15) días hábiles contados a partir de la
fecha en que emitió el documento materia de la notificación, más el término de la
distancia, de ser el caso, excepto cuando se trate de la notificación de la
Resolución de Ejecución Coactiva en el supuesto previsto en el numeral 2 del
Artículo 57°, en el que se aplicará el plazo previsto en el citado numeral.
Esta norma de carácter imperativo determina la obligación de la Administración
Tributaria

de realizar determinadas notificaciones dentro de un plazo; así, las

notificaciones:
o por correo certificado o por mensajero en el domicilio fiscal (inciso a);
o por medio de sistemas de comunicación electrónicos y correo electrónico
(inciso b);
o mediante publicación en la página web de la Administración Tributaria
tratándose de resoluciones sobre deudas de cobranza dudosa o
recuperación onerosa (inciso d)
o por Cedulón, cuando en el domicilio fiscal no hubiera persona capaz alguna
o estuviera cerrado (inciso f);
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 14

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
o por publicación en la página web de la SUNAT o, en el Diario Oficial o, en el
diario de la localidad encargado de los avisos judiciales o en su defecto, en
uno de mayor circulación de dicha localidad cuando se trate de no hallados,
no habidos o cuando el domicilio de un representante de un no domiciliado
fuera desconocido (numeral 2 del primer párrafo del inciso e); y,
o la publicación en la página web de la Administración y además en el Diario
Oficial o en el diario de la localidad encargado de los avisos judiciales o, en
su defecto, en uno de mayor circulación de dicha localidad, tratándose del
supuesto en que la notificación no pueda ser realizada en el domicilio fiscal
del deudor tributario, por cualquier motivo imputable a éste (segundo
párrafo del inciso e). Deberán ser efectuadas dentro de un plazo de quince
(15) días hábiles contados al partir de la fecha en que emitió el documento
materia de la notificación, más el término de la distancia (de acuerdo al
Cuadro General de Términos de la Distancia aprobado por la ,(Comisión
Ejecutiva del Poder Judicial), de ser el caso.
Cabe indicar no obstante que el incumplimiento de esta disposición no acarrea la
nulidad del "acto administrativo" ni de la notificación realizada con posterioridad.
En la medida en que la notificación pretende garantizar que el interesado tome
conocimiento de la existencia y contenido del acto administrativo, y pueda ejercer
sus derechos, el que no se haya notificado en el plazo indicado no imposibilita su
notificación posterior, y, por otro lado, la notificación fuera del plazo señalado no es
inválida.

Sin

embargo,

en

ambos

casos,

teniendo

en

cuenta

que

el

diligenciamiento de la notificación es competencia de la entidad que dicto el acto
administrativo, a la autoridad encargada de tal notificación le corresponde asumir
las responsabilidades de tal omisión o actuación extemporánea.
De acuerdo con el numeral 2 del artículo 57 del Código Tributario, en relación a las
medidas cautelares previas, deberá considerarse que tratándose de deudas
exigibles coactivamente, la Resolución de Ejecución Coactiva deberá notificarse
dentro de los cuarenta y cinco (45) días hábiles de trabadas las medidas
cautelares. De mediar causa justificada este término podrá prorrogarse por veinte
(20) días hábiles más.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 15

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Para los otros tipos de notificación (por constancia administrativa en el local de la
Administración y entrega personal con acuse de recibo en el lugar en que se
ubique al notificado), entendemos que por sus características y eventualmente por
los j involucrados (no hallados o no habidos), no se ha dispuesto plazo para la
diligencia de la notificación. En este sentido, la Quinta Disposición Final del
Decreto Legislativo N° 953 precisa además al respecto:

6. LOS ACTOS, LANULIDAD Y ANULABILIDAD
En principio, como enuncia el artículo 8° de la LPAG, es válido el acto
administrativo dictado conforme al ordenamiento jurídico; asumiendo esta
dirección, el artículo 9° de esta norma establece que todo acto administrativo se
considera válido en tanto su pretendida nulidad no sea declarada por autoridad
administrativa o jurisdiccional, según corresponda (presunción de validez).
Ahora bien, en nuestra materia, el incumplimiento de las condiciones o la falta de
los elementos descritos en los artículos 77°, 103°, 117° y 129°, en lo pertinente del
(Código Tributario, así como la incursión en las causales indicadas en los
numerales 1 al 14 artículo 109°, harán del acto administrativo un acto nulo (que
adolece de alguna causal de nulidad absoluta; que adolece de vicios graves de
legalidad o, parafraseando a Taboada Córdova, de defectos severos en su
conformación, y que no puede ser convalidado) o anulable (que adolece de causal
de nulidad relativa; acto en el que existe un vicio en su estructura, un defecto
menor, un vicio no trascendente; un vicio leve o de menor gravedad; es un acto
subsanable y convalidable), y acarreará los efectos que contraen dichas
calificaciones.
A. Nulidad De Los Actos

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 16

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
El artículo en comentario señala expresamente que los actos de la Administración
son nulos en los casos siguientes:



Los dictados por órgano incompetente, en razón de la materia.
Los dictados prescindiendo totalmente del procedimiento legal establecido.
Cuando sean contrarios a la ley o norma con rango inferior.
Cuando por disposición administrativa se establezcan infracciones o se

apliquen sanciones no previstas en la ley.
 Los que resulten como consecuencia de la aprobación automática o por
silencio administrativo positivo, por los que se adquiere facultades o
derechos, cuando son contrarios al ordenamiento jurídico o cuando no se
cumplen con los requisitos, documentación o trámites esenciales para su
adquisición.
a) Causales
 Los dictados por órgano incompetente, en razón de la materia
En este caso, si bien la norma ha restringido la nulidad a la incompetencia en
razón de la materia del órgano que dicta el acto, entendemos que, salvo el caso
de la incompetencia en razón de la jerarquía (dependencias o funcionarios de la
Administración Tributaria sometidos a jerarquía), que pasa a ser un acto anulable,
en los demás casos (por ejemplo, territorio, tiempo o cuantía), resultando de
gravedad la afectación al acto tendría que ser declarado nulo.
Ahora bien, como se sabe, la competencia en razón de la materia también ha sido
precisada en el segundo párrafo del numeral 1: “Para estos efectos, se entiende
por órganos competentes a los señalados en el Título I del Libro II del presente
Código". En este sentido, en principio se entiende que se refiere a la SUNAT, a los
gobiernos locales (a los regionales) y a las entidades de derecho público con
personería jurídica propia a la ley les ha asignado la calidad de acreedor tributario,
respecto de los tributos que administran.
Las atribuciones y competencia en razón de la materia, determinándola
fundamentalmente los tributos que aplican y administran, se vinculan además con
las facultades y funciones que legalmente correspondan ejercer a determinada
Administración Tributaria, y dentro de ella, las atribuciones de cada órgano. Sin
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 17

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
duda en esta competencia material se incluye a la vinculada al ejercicio de las
facultades y funciones, y también grado, de los órganos resolutores (artículo 53
del Código): SUNAT, gobiernos locales y el Tribunal Fiscal).
 Los dictados prescindiendo totalmente del procedimiento legal
establecido
La mayor cantidad de actos declarados nulos por el Tribunal Fiscal han tenido
causal haber sido dictados prescindiendo del procedimiento legal establecido,
tanto en los procedimientos de verificación y fiscalización, como en los
procedimientos tributarios (de cobranza coactiva, contencioso tributario y no
contencioso).
Ahora bien, considerando el texto del numeral en comentario, hay que tener en
cuenta que frase "prescindiendo totalmente" no lleva a exigir la presencia o
existencia de la prescindencia de "todo" o en "todo" el procedimiento sino a la
verificación de la omisión de tramites esenciales que formen parte de un
procedimiento determinado, "sin los cuales ese concreto procedimiento es
inidentificable". Un ejemplo claro lo podemos ver en lo establecido por el artículo
129 del Código Tributario, y algún pronunciamiento de la Administración violando
aquel precepto.
Esta esencialidad ha llevado a estimar que aquella omisión que no tenga tal
carácter no determinará directamente la nulidad del acto, y si bien estos actos son
anulables, por ello mismo cabe su convalidación o la aplicación del principio de
conservación del acto administrativo; no obstante, en caso no se efectúe tal
convalidación (véase el último párrafo del artículo 109), el acto procedimental será
declarado nulo.
 Cuando sean contrarios a la ley o norma con rango inferior.
Esta causal incorporada por el Decreto Legislativo N° 981 es clara y resuelve
muchos problemas: cuando el acto dictado sea contrarío a la ley o norma con
rango inferior.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 18

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Se ha adecuado parcialmente su texto a la regulación de la nulidad de la LPAG
(aunque de modo limitado pues no hace referencia a la contravención de la
Constitución; entendemos que se hace así para no incurrir indebidamente en
control de la constitucionalidad cuando se recurra a aplicar la nulidad de oficio de
acuerdo con el artículo 110 del Código).
 Cuando por disposición administrativa se establezcan infracciones o
se apliquen sanciones no previstas en la ley.
Como se sabe, solo por ley se pueden definir las infracciones y establecer
sanciones inciso d) de la Norma IV del Código Tributario); asimismo, solo cabe
aplicar las sanciones establecidas por ley por la comisión de infracciones
tipificadas como tales en normas tributarias.
 Los contrarios al ordenamiento jurídico o cuando no se cumplen con
requisitos, documentación o trámites esenciales para su adquisición.
Esta causal también ha sido incorporada por el Decreto Legislativo N° 981, y se ha
adoptado a la regulación de la nulidad de la LPAG:
Los que resulten como consecuencia de la aprobación automática o por silencio
administrativo positivo, por los que se adquiere facultades o derechos, cuando son
contrarios al ordenamiento jurídico o cuando no se cumplen con los requisitos,
documentación o tramites esenciales para su adquisición.
b) Nulidad parcial
El supuesto de nulidad parcial no está previsto en el Código Tributario. Sin
embargo en virtud de la Norma IX de su Título Preliminar, el Tribunal Fiscal en la
RTF N° 5847-5-2002, de observancia obligatoria, publicada el 23.10.2002,
estableció la posibilidad para nuestra materia de la declaración de la nulidad
parcial; para estos efectos, aplicó el Código Civil (artículo 224) y la LPAG. Como
se sabe, el numeral 13.2 del artículo 13 de Ia LPGA, prescribe:

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 19

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
"La nulidad parcial del acto administrativo no alcanza a las otras partes del acto
que resulten independientes de la parte nula, salvo que sea su consecuencia, ni
impide la producción de efectos para los cuales no obstante el acto pueda ser
idóneo, salvo disposición; legal en contrario".
En este sentido, el Tribunal señaló que cuando se afirma que existe un acto que
sufre de nulidad parcial, también se afirma, implícitamente, que en ese mismo acto
existe, necesariamente, un acto parcialmente válido, en la parte que no adolece de
vicio alguno; sostuvo asimismo que la declaratoria de nulidad parcial requiere de
tres condiciones que deben presentarse en forma conjunta: i) que el contenido del
acto sea divisible en unidades independientes, ii) que el vicio solo afecte a una
parte del acto, y iii) que la parte no afectada por el vicio de nulidad se conserve
firme.
c) La Nulidad y la conservación del acto.
Para completar lo anotado en el apartado anterior cabe indicar que la nulidad
parcial también se sustenta en el principio de conservación del acto: proteger
aquellos actos en la medida en que sean capaces de conseguir la finalidad que a
través de los mismos se pretendía alcanzar. Al respecto, el numeral 13.3 del
artículo 13° de la LPAG, señala:
"Quien declara la nulidad, dispone la conservación de aquellas actuaciones o
tramites cuyo contenido hubiere permanecido igual de no haberse incurrido en el
vicio”.
Un caso que nos mostrará mejor su aplicación, será el resuelto mediante la RTF
N° 148-1-2004, de observancia obligatoria, publicada el 09-02.2004.

B. El Acto Anulable

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 20

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
En materia civil, el acto anulable "es un acto jurídico al que se le reconoce validez
y eficacia pero que, por haber adquirido existencia con un vicio que acarrea su
nulidad, puede ser impugnado y ser declarado nulo".
En nuestra materia el acto anulable o que adolece de nulidad relativa, o en el que
existe un vicio en su estructura, un defecto menor, un vicio no trascendente o no
esencial, un vicio leve o de menor gravedad, está regulado en nuestro Código
pero restringidamente para determinados actos administrativos; en efecto, el
segundo párrafo del artículo en comentario, señala que los actos de la
Administración Tributaria son anulables cuando:
o Son dictados sin observar lo previsto en el artículo 77°; es decir, los requisitos
de los valores (resoluciones de determinación y de multa, y órdenes de pago)
que la Administración Tributaria gira.
o Tratándose de dependencias o funcionarios de la Administración Tributaria
sometidos a jerarquía, cuando el acto (además de los señalados en el punto
anterior, otros que dicte la Administración) hubiere sido emitido sin respetar la
referida jerarquía (tratándose de los órganos de línea, por ejemplo cuando por
"cuantía" un Gerente o un Jefe de División o área emite la resolución cuando
correspondía hacerlo al Intendente).
Estos actos son subsanables y convalidables. Al respecto, el último párrafo del
artículo prescribe que los actos anulables serán válidos siempre que sean
convalidados por la « dependencia o el funcionario al que le correspondía emitir el
acto. Bajo este criterio, reiterada jurisprudencia del Tribunal Fiscal ha resuelto en
el sentido que los actos que son dictados sin observar lo dispuesto por el artículo
77° son anulables, y por tanto subsanables por la Administración; pero, si ésta no
ha procedido a subsanar ni corregir en su oportunidad el acto será declarado nulo.

1. PROCEDIMIENTOS TRIBUTARIOS
CODIGO TRIBUTARIO:

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 21

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Artículo 112.- PROCEDIMIENTOS TRIBUTARIOS
Los procedimientos tributarios, además de los que se establezcan por ley,
son:
1. Procedimiento de Cobranza Coactiva.
2. Procedimiento Contencioso-Tributario
3. Procedimiento No Contencioso.
Procedimiento tributario es el conjunto de actuaciones que el contribuyente,
responsable o declarante en general realiza personalmente o por intermedio de
representantes para cumplir con la obligación tributaria sustancial. Igualmente, el
conjunto de actuaciones que la administración tributaria cumple para que se
realice dicha obligación.
Es indudable que los procedimientos tributarios son procedimientos de carácter
administrativo.

Así,

los

procedimientos

tributarios

son

procedimientos

administrativos especiales.
Carlos María Folco, recordando que se denomina procedimiento al conjunto de
actos desarrollados en sede administrativa, con la finalidad de promover el dictado
de un acto administrativo, precisa que el objeto del procedimiento tributario es
identificable con el dictado de un acto administrativo que reviste naturaleza
tributaria, siendo producido en el ámbito de la Administración Federal de Ingresos
Públicos con el propósito de regular la relación jurídica tributaria entre ésta, titular
de la gestión administrativa del tributo, y el contribuyente o responsable.
En esta línea, si bien es cierto que el artículo en comentario muestra como
procedimientos tributarios solo a tres procedimientos administrativos especiales, lo
hace remitiéndose además a los que se establezcan por ley. Los mencionados
expresamente, son:

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 22

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
 Cobranza Coactiva (procedimiento por el cual la Administración hace
efectivas sus acreencias de manera forzosa; se encuentra regulado por el

Código en los artículos 114° a 123°).
Contencioso-Tributario (procedimiento mediante el cual se resuelven los
conflictos entre los contribuyentes y la Administración Tributaria, generados
habitualmente por el ejercicio de la potestad de imposición de esta; se

encuentra regulado por el Código Tributario en los artículos 124° a 156°).
 No Contencioso (procedimiento por el cual se canaliza diversas solicitudes
de los deudores tributarios dirigidas a un conseguir un pronunciamiento
expreso de la Administración; se entiende que en este procedimiento no
existe conflicto de intereses; se encuentra regulado por el Código Tributario
en los artículos 162° y 163°).
1) PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO
Con criterio general, Manuel María Diez sostiene que la "realización de cada una
de las funciones del Estado no se agota en un solo acto, sino que se concreta en
una serie: de actos que se convienen entre sí por un efecto jurídico único. Cuando
el Estado legisla, juzga o Administra lo hace a través de un procedimiento. El
procedimiento administrativo será, entonces, el procedimiento de la función
administrativa. Se ha definido diciendo que es una serie de actos heterogéneos
emanados de la Administración o de la Administración y del particular dirigidos a la
producción de un acto administrativo adecuado al ordenamiento jurídico o también
a la efectividad de ese mismo acto".
Como señala Dromi, el "procedimiento administrativo es propio de la función
administrativa. De tal manera, se incluye dentro del mismo la actividad
administrativa de cualquier órgano o ente público estatal o no estatal; y a la
inversa se excluye la actividad pública legislativa y jurisdiccional. Quedan
comprendidas en las técnicas procedimentales administrativas la preparación o
impugnación de voluntad administrativa que emane de órganos administrativos,
legislativos y judiciales en tanto ejercen función administrativa".

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 23

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Ahora bien, nuestra LPAG, en su artículo 29°, define al procedimiento
administrativo del siguiente modo: "Se entiende por procedimiento administrativo
al conjunto de actos y diligencias tramitados en las entidades, conducentes a la
emisión de un acto administrativo que produzca efectos jurídicos individuales o
individualizables sobre intereses, obligaciones o derechos de los administrados".

Procedimiento Y Proceso Administrativo
A fin de distinguir entre procedimiento y proceso administrativo, García de Enterría
y Fernández, señalan que el proceso "tiene como fin esencial la averiguación de la
verdad y la satisfacción de las pretensiones ejercitadas por las partes mediante la
decisión de una instancia neutral e independiente de ellas, el Juez o Tribunal. En
cambio, el procedimiento administrativo, si bien constituye una garantía de los
derechos de los administrados, no agota en ello su función, que es, también, muy
principalmente, la de asegurar la pronta y eficaz satisfacción del interés general
mediante la adopción de las medidas y decisiones necesarias por los órganos de
la Administración, intérpretes de ese interés y, al propio tiempo, parte del
procedimiento y árbitro del mismo.

2) PRINCIPIOS DEL PROCEDIMIENTO ADMINISTRATIVO GENERAL

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 24

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
En la medida en que a los procedimientos tributarios son aplicables,
supletoriamente, las disposiciones y principios del procedimiento administrativo,
nos permitimos citar los principios del procedimiento administrativo general
regulados por el artículo IV de la LPAG:
Artículo IV.- Principios del procedimiento administrativo
A. El procedimiento administrativo se sustenta fundamentalmente en los siguientes
principios, sin perjuicio de la vigencia de otros principios generales del Derecho
Administrativo:
1) Principio de legalidad.- Las autoridades administrativas deben actuar con
respeto a la Constitución, la ley y al derecho, dentro de las facultades que le
estén atribuidas y de acuerdo con los fines para los que les fueron
conferidas.
2) Principio del debido procedimiento.- Los administrados gozan de todos los
derechos y garantías inherentes al debido procedimiento administrativo,
que comprende el derecho a exponer sus argumentos, a ofrecer y producir
pruebas y a obtener una decisión motivada y fundada en derecho. La
institución del debido procedimiento administrativo se rige por los principios
del Derecho Administrativo. La regulación propia del Derecho Procesal Civil
i aplicable sólo en cuanto sea compatible con el régimen administrativo
3) Principio de impulso de oficio.- Las autoridades deben dirigir e impulsar de
oficio el procedimiento v ordenar la realización o práctica de los actos que
resulten convenientes para el esclarecimiento y resolución de las
cuestiones necesarias.
4) Principio de razonabilidad.- Las decisiones de la autoridad administrativa,
cuando creen obligaciones, califiquen infracciones, impongan sanciones o
establezcan restricciones a los administrados, deben adaptarse dentro de
los límites de la facultad atribuida y manteniendo la debida proporción entre
los medios a emplear y los fines públicos que deba tutelar, a fin de que
respondan a lo estrictamente necesario para la satisfacción de su cometido.
5) Principio de imparcialidad.- Las autoridades administrativas actúan sin
ninguna clase de discriminación entre los administrados, otorgándoles

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 25

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
tratamiento y tutela igualitarios frente al procedimiento, resolviendo
conforme al ordenamiento jurídico y con atención al interés general.
6) Principio de informalismo.- Las normas de procedimiento deben ser
interpretadas en forma favorable a la admisión y decisión final de las
pretensiones de los administrados, de modo que sus derechos e intereses
no sean afectados por la exigencia de aspectos formales que puedan ser
subsanados dentro del procedimiento, siempre que dicha excusa no afecte
derechos de terceros o el interés público.
7) Principio de presunción de veracidad.- En la tramitación del procedimiento
administrativo, se presume que los documentos y declaraciones formulados
por los administrados en la forma prescrita por esta Ley, responden a la
verdad de los hechos que ellos afirman. Esta presunción admite prueba en
contrario.
8) Principio de conducta procedímental.- La autoridad administrativa, los
administrados, sus representantes o abogados y, en general, todos los
participantes

del

procedimiento,

realizan

sus

respectivos

actos

procedimentales guiados por el respeto mutuo, la colaboración y la buena
fe. Ninguna regulación del procedimiento administrativo puede interpretarse
de modo tal que ampare alguna conducta contra la buena fe procesal.
9) Principio de celeridad.- Quienes participan en el procedimiento deben
ajustar su actuación de tal modo que se dote al trámite de la máxima
dinámica posible, evitando actuaciones procesales que dificulten su
desenvolvimiento o constituyan meros formalismos, a fin de alcanzar una
decisión en tiempo razonable, sin que ello releve a las autoridades del
respeto al debido procedimiento o vulnere el ordenamiento.
10)Principio de eficacia.- Los sujetos del procedimiento administrativo deben
hacer prevalecer el cumplimiento de la finalidad del acto procedimental,
sobre aquellos formalismos cuya realización no incida en su validez, no
determinen aspectos importantes en la decisión final, ni disminuyan la
garantías del procedimiento, ni causen indefensión a los administrados.
En todos los supuestos de aplicación de este principio, la finalidad del acto
que se privilegie sobre las formalidades no esenciales deberá ajustarse al
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 26

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
marco normativo aplicable y su validez será una garantía de la finalidad
pública que se busca satisfacer con la aplicación de este principio.
11) Principio

de

verdad

material.-

En

el

procedimiento,

la

autoridad

administrativa competente deberá verificar plenamente los hechos que
sirven de motivo a sus decisiones, para lo cual deberá adoptar todas las
medidas probatorias necesarias autorizadas por la ley, aun cuando no
hayan sido propuestas por los administrados o hayan acordado eximirse de
ellas. En el caso de procedimientos bilaterales la autoridad administrativa
estará facultada a verificar por todos los medios disponibles la verdad de
los hechos que le son propuestos por las partes, sin que ello signifique una
sustitución del deber probatorio que corresponde a éstas. Sin embargo, la
autoridad administrativa estará obligada a ejercer dicha facultad cuando su
pronunciamiento pudiera involucrar también al interés público.
12)Principio de participación.- Las entidades deben brindar las condiciones
necesarias a todos los administrados para acceder a la información que
administren, sin expresión de causa, salvo aquellas que afectan la intimidad
personal, las vinculadas a la seguridad nacional o las que expresamente
sean excluidas por ley; y extender las posibilidades de participación de los
administrados y de sus representantes, en aquellas decisiones públicas que
le s puedan afectar, mediante cualquier sistema que permita la difusión, el
servicio de acceso a la información y la presentación de opinión.
13)Principio de simplicidad.- Los trámites establecidos por la autoridad
administrativa deberán ser sencillos, debiendo eliminarse toda complejidad
innecesaria; es decir, los requisitos exigidos deberán ser racionales y
proporcionales a los fines que se persigue cumplir.
14)Principio de uniformidad.- La autoridad administrativa deberá establecer
requisitos

similares

para

trámites

similares,

garantizando

que

las

excepciones a los principios generales no serán convertidas en la regla
general. Toda

diferenciación

deberá

bisarse

en

criterios objetivos

debidamente sustentados.
15)Principio de predictibilidad.- La autoridad administrativa deberá brindar a los
administrados o sus representantes información veraz, completa y confiable
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 27

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
sobre cada trámite, de modo tal que a su inicio, el administrado pueda tener
una conciencia bastante certera de cuál será el resultado final que se
obtendrá.
16)Principio de privilegio de controles posteriores.- La tramitación de los
procedimientos administrativos se sustentará en la aplicación de la
fiscalización posterior; reservándose la autoridad administrativa, el derecho
de comprobar la veracidad de la información presentada, el cumplimiento
de la normatividad sustantiva y aplicar las sanciones pertinentes en caso
que la información presentada no sea veraz.
B. Los principios señalados servirán también de criterio interpretativo para resolver
las cuestiones que puedan suscitarse en la aplicación de las reglas de
procedimiento, como parámetros para la generación de otras disposiciones
administrativas de carácter general, y para suplir los vacíos en el ordenamiento
administrativo.
3) TEXTO ÚNICO DE PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOS – TUPA
El TUPA es un documento de gestión que contiene toda la información relacionada
a la tramitación de procedimientos que los administrados realizan ante sus
distintas dependencias. El objetivo es contar con un instrumento que permita
unificar, reducir y simplificar de preferencia todos los procedimientos (trámites) que
permita proporcionar óptimos servicios al usuario.
El TUPA es el Texto Único de Procedimientos Administrativos, que se debe de
aprobar cada dos años obligatoriamente.
Para Bacacorzo, “el TUPA es un texto de la administración que sirve como guía de
acción de todas las actividades inherentes a una determinada entidad con o sin
personería jurídica (o sea organismo u órgano, respectivamente). Por tanto, no es
de naturaleza normativa o reglaria, sino de administración, por lo que no podrá
variar restringir válidamente ningún alcance propiamente normativo reglario
constitucional, legal o reglamentario bajo ninguna circunstancia. Si lo hace
primarán las disposiciones de mayor o igual jerarquía. En este respecto la Ley
peca de imprecisa“.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 28

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Objetivo Del Tupa
Sin lugar a dudas el objetivo principal del TUPA es que cada administrado sepa,
que tipo de trámites se hacen en cada institución, que requisitos son exigidos para
la realización completa de cada trámite la indicación y el monto de los pagos por
concepto de derecho de trámite.
Aprobación del tupa.
Se aprueba por Resolución Jefatural de Jefatura Nacional que es nuestra norma
interna de mayor jerarquía.
De otro lado, de acuerdo con lo regulado por los artículos 30° y siguientes de la
LPAG, los procedimientos administrativos en general, tributarios o no, que, por
exigencia legal, deben iniciar los administrados ante las entidades para satisfacer
sus intereses o ejercer sus derechos, se clasifican en procedimientos de
aprobación automática o de evaluación previa por la entidad, y este último a su
vez sujeto, en caso de falta de pronunciamiento oportuno, a silencio positivo o
silencio negativo.
Cada entidad señala estos procedimientos en su Texto Único de Procedimientos
Administrativos - TUPA.
En virtud de tal mandato, las Administraciones Tributarias están obligadas a dictar
su TUPA en el cual regularán todos los procedimientos de iniciativa de parte,
incluidos los procedimientos tributarios con esta característica, ciñéndose
estrictamente a las condiciones y requisitos que exige la ley.
En lo que corresponde a la Administración Tributaria central -SUNAT-, su Texto
Único de Procedimientos Administrativos (TUPA) vigente es el aprobado por
Decreto Supremo N° 005-2007-EF.
4) PROCEDIMIENTO DE COBRANZA COACTIVA
Asumiendo

su

naturaleza

procedimental,

Pérez

de

Vega

conceptúa

al

procedimiento de apremio español (semejante en su concepción y características
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 29

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
al procedimiento de - Cobranza Coactiva peruano) como "el cauce formal
mediante el cual la Administración ha de lograr la efectividad de la función
recaudatoria, para la satisfacción del interés general consistente en el exacto
cumplimiento de la prestación tributaria, actuando coercitivamente si es preciso
contra el patrimonio del deudor, en el sentido de ordenar la ejecución de sus
bienes. Completan el aserto Arias Velasco y Sartorio Albalat señalando que
constituye “ la más importante manifestación en el ámbito tributario del privilegio
de ejecutoriedad o ejecución de oficio, en virtud del cual la Administración puede
ejecutar y hacer cumplir sus decisiones sin precisar el auxilio de la autoridad
judicial".
En nuestro país, Jorge Danos indica que mediante "el procedimiento de cobranza
coactiva las entidades que forman parte de la administración pública persiguen el
cobro forzoso de acreencias pecuniarias de derecho público, independientemente
de la voluntad del obligado, estando facultadas para detraer del patrimonio jurídico
del deudor bienes y derechos hasta la satisfacción de lo adeudado".
Ahora bien, considerando lo reseñado, y como señala el primer párrafo del artículo
bajo estudio, es facultad de la Administración Tributaria, la cobranza coactiva de
las deudas tributarias; asimismo preceptúa que el responsable es el Ejecutor
Coactivo, y el cauce (procedimiento) es el establecido en el Título II del Libro
Tercero del Código Tributario.
Cabe indicar que las normas del procedimiento de cobranza coactiva contenidas
en el Código Tributario son de aplicación para la cobranza de todas las deudas
tributarias excepto las deudas tributarias cuyos acreedores sean los gobiernos
locales; la cobranza de estas deudas se realizan de acuerdo con lo dispuesto en la
Ley N° 26979 (Ley de Procedimiento de Ejecución Coactiva; capítulo III,
procedimiento de cobranza coactiva para obligaciones tributarias de los gobiernos
locales), y sus normas reglamentarias.
Fundamento De La Cobranza Coactiva

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 30

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
El fundamento de la cobranza coactiva se encuentra en la presunción de legalidad
de los actos de la Administración y en el privilegio o prerrogativa de ejecutoriedad
o ejecución de oficio (lo que le da a su procedimiento el carácter de ejecutivoadministrativo), en virtud del cual la Administración puede ejecutar y hacer cumplir
sus decisiones sin precisar el auxilio de la autoridad judicial; a este privilegio
también se denomina potestad de autotulela administrativa.
Al respecto es pertinente recordar que ya es ampliamente reconocido que la
Administración cuenta con ciertos privilegios o prerrogativas en el ejercicio de su
actividad administrativa, y concretamente en el desarrollo de la gestión
recaudatoria. "La idea de prerrogativa ha de reconducirse a su propio significado
técnico, en el sentido de la especial consideración que el ordenamiento jurídico
atribuye a los intereses públicos tutelados por la administración. Esto conlleva a
que la Administración en el ejercicio de sus derechos de crédito, a diferencia de un
acreedor privado, disponga de un cauce formal de actuación propio y revestido de
ciertas prerrogativas, entre las que destaca la de autotulela, la cual permite a la
Administración articular los medios de ejecución que estime oportunos para
garantizar la eficacia de sus función recaudatoria. Ahora bien, dicho uso ha de ser
plenamente respetuoso con los principios constitucionales". Sin perjuicio de lo
anotado, vinculando el procedimiento con las características del tributo, Sotelo
Castañeda escribe; "El procedimiento de cobranza coactiva puede encontrar su
justificación en la naturaleza pública y coactiva de la prestación tributaria. El
recurso tributario como recurso público denudo, obligatorio y de naturaleza ex
lege, resultaría irrealizable si es que el acreedor jurídicamente legitimado no
poseyera los medios coercitivos necesarios y suficientes para lúe en ausencia de
un cumplimiento espontáneo, lograra la satisfacción del interés fiscal de manera
forzada, es decir, con prescindencia de la voluntad del obligado o aun en contra de
dicha voluntad".
Procedimiento De Cobranza Coactiva Es Un Procedimiento Administrativo
El procedimiento de cobranza coactiva, por estar regulado como un procedimiento
tributario, por ser la Administración Tributaria la facultada para ejecutar sus propios
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 31

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
actos, por ser esta la encargada de entender del mismo y dirigir su tramitación, y
porque su actuación en tal procedimiento es revisable judicialmente (véase el
artículo 122), tiene el carácter de procedimiento administrativo y no jurisdiccional.
El Ejecutor Coactivo Y El Auxiliar Coactivo
El Ejecutor Coactivo es el responsable y titular de la facultad coactiva; como tal, es
el encargado y responsable de ejercer la facultad de cobranza coactiva de la
Administración Tributaria. En tal condición y respecto de sus funciones como tal,
no está sometido a jerarquía a ningún órgano o funcionario de la Administración.
Así, es el funcionario de la Administración que, con la colaboración de los
Auxiliares Coactivos, ejerce las acciones de coerción para el cobro de las deudas
exigibles a que se refiere el artículo 115° del Código.
El cuarto párrafo del artículo bajo comentario prescribe expresamente los
requisitos que deberá reunir este funcionario.
El quinto párrafo regula los requisitos para acceder al cargo de Auxiliar Coactivo
(también debe ser funcionario de la Administración Tributaria).

Facultades Del Ejecutor Coactivo
Para cumplir con su cometido, el Código Tributario ha concedido al Ejecutor
Coactivo (exclusivamente a él) las facultades anotadas en el artículo 116 del
Código.
Sin duda éstas deberán ser ejercitadas, si bien en un caso dentro de los márgenes
de la discrecionalidad que le permite la ley (numeral 2 del artículo en comentario;
en este sentido, por ejemplo, el ejecutor puede suspender o sustituir el embargo
en forma de retención si es que esta medida le afecta o le impide al deudor
tributario cumplir con sus ubicaciones legales o de pago, necesarios para el
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 32

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
normal funcionamiento del negocio o, en el caso de embargo sobre bienes que
son esenciales para el desarrollo de la empresa, cuando le impidan o entorpezcan
el negocio), en la mayoría dentro de lo estrictamente permitido (y reglado) por ley,
con responsabilidad.
Considerando los alcances rigurosos de aquellas facultades, hay que anotar que
el ejecutor no está facultado para ejercer otras facultades que sí le están
permitidas a otros funcionarios de la Administración. Veamos algunos ejemplos: no
puede conocer y resolver una reclamación (RTF N° 971-3-98 de 19-11-98);
tampoco puede instituir la deuda tabularía ni atribuir responsabilidad solidaria
(RTF 1994-3-96 de 26.12.96); no puede solicitar libros contables del deudor
tributario (RTF Nos. 558-2-99 de 16.06.99 y 489-3-2000 de 09.06.2000).
Función Y Facultades Del Auxiliar Coactivo
El Auxiliar Coactivo es el funcionario de la Administración encargado de colaborar
con el Ejecutor Coactivo, y con la tramitación del procedimiento de cobranza
coactiva. El Auxiliar, siendo también funcionario de la Administración Tributaria,
está subordinado al Ejecutor Coactivo.
El artículo 6 del Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva, aprobado
por la Resolución de Superintendencia N° .216-2004/SUNAT, establece, respecto
a la función y facultades del Auxiliar Coactivo, lo siguiente:
Artículo 6°.- competencia y funciones del auxiliar
El Auxiliar ejercerá sus funciones en la(s) dependencia(s) para la(s) cuales ha sido
designado por la SUNAT.
El Auxiliar tiene como función colaborar con el Ejecutor. Para tal efecto, ejerce las
facultades señaladas en los numerales 6 y 7 del Artículo 116° del Código Tributario
y las siguientes funciones:
f)

Tramitar, guardar o poner bajo custodia, según corresponda, los expedientes

a su cargo.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 33

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
g) Elaborar los diferentes documentos necesarios para impulsar las diligencias que
hubieran sido ordenadas por el Ejecutor.
h) Realizar las diversas diligencias ordenadas por el Ejecutor.
i) Emitir y suscribir las actas de embargo, informes y demás documentos que lo
ameriten.
j) Las demás funciones que le encomiende el Ejecutor.
En la página web de la SUNAT se difundirá la relación de Auxiliares Coactivos."
Cabe recordar que el último párrafo del artículo señala para efectos de la
colaboración con el Ejecutor Coactivo, podrán ejercer las facultades señaladas en
los numerales 6; 7 del artículo 116 del Código, así como las demás funciones que
se establezcan mediante Resolución de Superintendencia.

Excepción
De otro lado, cabe entender que no procederá iniciar (o eventualmente la iniciada
deberá suspenderse o darse por concluida) la ejecución coactiva de la deuda
contenida en un valor (resolución de determinación o multa) cuya reclamación fue
declarada inadmisible por causa distinta a la extemporaneidad, mientras no venza
el plazo para apelar, toda vez que el contribuyente tiene derecho a cuestionar la
calificación de la inadmisibilidad. Tal criterio será también aplicación tratándose de
Órdenes de Pago que se encuentren dentro de los alcances del numeral 3 del
inciso a) del artículo 119° del Código Tributario.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 34

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Ahora bien, de acuerdo con el último párrafo del artículo 119, en cualquier caso
qué se interponga reclamación fuera del plazo de ley, la calidad de deuda exigible
se mantendrá aun cuando el deudor tributario apele la resolución que declare
inadmisible dicho recurso.
Artículo 117º.- procedimiento
El Procedimiento de Cobranza Coactiva es iniciado por el Ejecutor Coactivo
mediante la notificación al deudor tributario de la Resolución de Ejecución
Coactiva, que contiene un mandato de cancelación de las Ordenes de Pago o
Resoluciones en cobranza, dentro de siete (7) días hábiles, bajo apercibimiento de
dictarse medidas cautelares o de iniciarse la ejecución forzada de las mismas, en
caso que éstas ya se hubieran dictado.
La Resolución de Ejecución Coactiva deberá contener, bajo sanción de nulidad:
1.

El nombre del deudor tributario.

2.

El número de la Orden de Pago o Resolución objeto de la cobranza.

3.

La cuantía del tributo o multa, según corresponda, así como de los intereses y

el monto total de la deuda.
4.

El tributo o multa y período a que corresponde.

La nulidad únicamente estará referida a la Orden de Pago o Resolución objeto de
cobranza respecto de la cual se omitió alguno de los requisitos antes señalados.
En el procedimiento, el Ejecutor Coactivo no admitirá escritos que entorpezcan o
dilaten su trámite, bajo responsabilidad.
Teniendo como base el costo del proceso de cobranza que establezca la
Administración y por economía procesal, no se iniciarán acciones coactivas
respecto de aquellas deudas que por su monto así lo considere, quedando
expedito el derecho de la Administración a iniciar el Procedimiento de Cobranza
Coactiva, por acumulación de dichas deudas, cuando lo estime pertinente.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 35

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Verificación De La Exigibilidad De La Deuda
El Ejecutor Coactivo, antes de iniciar el procedimiento de cobranza coactiva, debe
verificar, bajo responsabilidad, que la deuda tributaria exista (incluyendo la
verificación de que tal deuda no se encuentre extinguida) y que esta sea exigible
de acuerdo al artículo 115° y El numeral 1 del artículo 116° precisa al respecto,
como un poder-deber del Ejecutor Coactivo.
Luego de tal verificación emitirá, disponiendo su notificación, la respectiva
Resolución de Ejecución Coactiva (REC).
La Resolución De Ejecución Coactiva
La Resolución de Ejecución Coactiva (REC) es un acto administrativo emitido por
el Ejecutor Coactivo
La REC es el acto mediante el cual se da inicio al procedimiento de cobranza
coactiva de una deuda que posee el carácter de exigible. Si bien esta resolución
contiene un mandato de pago o cancelación, y en tal medida es una resolución
conminatoria, no constituye en sí un acto vinculado con la determinación de la
deuda tributaria, y por cierto su naturaleza es totalmente distinta a los valores
(órdenes de pago o resoluciones de determinación o de multa) que contienen la
deuda tributaria, y que por la comunicación de estos valores mediante la REC se
entiende que son exigibles en cobranza coactiva.
Ahora bien, la REC deberá contener, bajo sanción de nulidad:
-

El nombre del deudor tributario.
El número de la Orden de Pago o Resolución objeto de la cobranza.
La cuantía del tributo o multa, según corresponda, así como de los

-

intereses y el monto total de la deuda.
El tributo o multa y periodo a que corresponde.

La nulidad únicamente estará referida a la orden de pago o resolución objeto de
cobranza respecto de la cual se omitió alguno de los requisitos antes señalados.

INICIO DEL PROCEDIMIENTO DE COBRANZA COACTIVA
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 36

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Dentro de tal procedimiento este acto (la notificación de la REC) tiene el carácter
de esencial; es el trámite principal y necesario que siempre debe producirse para
asumir que existe un procedimiento de cobranza coactiva.
Plazo para el pago
El mandato (contenido en la REC notificada) de cancelación de la deuda
comprendida en los valores otorga para tal efecto el plazo de siete días (contados
desde el día hábil siguiente al de su notificación), bajo apercibimiento de dictarse
medidas cautelares o de iniciarse la ejecución forzada de las mismas, en caso que
estas ya se hubieran dictado.
Facultad de no iniciar el procedimiento de cobranza coactiva
El último párrafo del artículo establece que, teniendo como base el costo del
proceso de cobranza que establezca la Administración y por economía en la
recaudación, no se iniciarán acciones coactivas respecto de aquellas deudas que
por su monto así lo considere, quedando expedito el derecho de la Administración
a iniciar el procedimiento de cobranza coactiva, por acumulación de dichas
deudas, cuando lo estime pertinente (esta situación por cierto es distinta de la
consideración como deuda de recuperación ondosa, regulada en el artículo 27 del
Código).
Cambio de domicilio
Cabe indicar que una vez iniciado el procedimiento de Cobranza Coactiva (con la
notificación de a REC), de acuerdo con lo dispuesto por el artículo 11° del Código,
el deudor tributario no podrá efectuar el cambio de domicilio fiscal hasta que el
procedimiento concluya, salvo que a juicio de la Administración exista causa
justificada para el cambio.
Interrupción del plazo prescriptorio
De acuerdo con lo dispuesto por el inciso “O” del numeral 2 del artículo 45° del
Código, la prescripción se interrumpe por la notificación del requerimiento de pago
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 37

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
de la deuda tributaria que se encuentre en cobranza coactiva (REC) y por
cualquier otro acto notificado al deudor, dentro del Procedimiento de Cobranza
Coactiva.
Recurso De Apelación
Artículo 122º
Sólo después de terminado el Procedimiento de Cobranza Coactiva, el ejecutado
podrá interponer recurso de apelación ante la Corte Superior dentro de un plazo
de veinte (20) días hábiles de notificada la resolución que pone fin al
procedimiento de cobranza coactiva.
Al resolver la Corte Superior examinará únicamente si se ha cumplido el
Procedimiento de Cobranza Coactiva conforme a ley, sin que pueda entrar al
análisis del fondo del asunto o de la procedencia de la cobranza. Ninguna acción
ni recurso podrá contrariar estas disposiciones ni aplicarse tampoco contra el
Procedimiento de Cobranza Coactiva el Artículo 13º de la Ley Orgánica del Poder
Judicial.

Apelación Del Procedimiento De Cobranza Coactiva
El artículo establece que sólo después de terminado el procedimiento de
cobranzas coactiva aun cuando se debe entender por concluido el procedimiento
en el momento que no exista deuda exigible, de conformidad con el artículo 115
del Código, se ha hecho usual comprender propiamente tal situación cuando se
notifique al deudor la resolución del ejecutor coactivo que pone fin al
procedimiento de cobranza coactiva, el ejecutado podrá interponer recurso de
apelación ante la Corte Superior dentro de un plazo de veinte días hábiles de
notificada la resolución anotada.
La Sala competente de la Corte Superior (se entiende la Sala Contencioso
Administrativa de cada Corte Superior de Justicia de la jurisdicción de la oficina
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 38

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
fiscal donde tiene competencia el Ejecutor Coactivo) sólo se encuentra facultada
para ver si se ha cumplido el Procedimiento de Cobranza Coactiva conforme a ley;
no puede entrar al análisis de fondo del asunto (por ejemplo, cuestiones referidas
al contenido o la deuda de los valores) o de la procedencia de la cobranza (por
ejemplo, sobre la exigibilidad de la deuda contenida en algún valor) que
corresponde a la vía contencioso - tributaria y, eventualmente, al Poder Judicial
pero vía el Proceso Contencioso Administrativo o la Acción de Amparo.
La última parte del artículo prescribe que ninguna acción ni recurso podrá
contrariar estas disposiciones ni aplicarse tampoco contra el Procedimiento de
Cobranza Coactiva el artículo 13 de la Ley Orgánica del Poder Judicial.
Apoyo De Autoridades Policiales O Administrativas
Artículo 123º
Para facilitar la cobranza coactiva, las autoridades policiales o administrativas
prestarán su apoyo inmediato, bajo sanción de destitución, sin costo alguno.
Aplicación Supletoria De La Lpag
Al procedimiento de Cobranza Coactiva le resulta de aplicación, en lo no previsto
por el Código y otras normas especiales, en lo que resulte pertinente, los
principios y normas de la LPAG.
5) LAS MEDIDAS CAUTELARES
Como se ha anotado al comentar el artículo 56°, la medida cautelar es, según
Monroy Gálvez, "un instituto procesal a través del cual el órgano jurisdiccional, a
petición de parte, adelanta ciertos efectos o todos de un fallo definitivo o el
aseguramiento de una prueba, al admitir la existencia de una apariencia de
derecho y el peligro que puede significar la demora producida por la espera del
fallo definitivo o la actuación de una prueba". En nuestra materia, tal instituto tiene
tratamiento y aplicación diferente; en esta es una potestad o privilegio de la

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 39

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Administración, y su fundamento es el de asegurar la pronta y eficaz satisfacción
del interés general representado por la Administración.
De las medidas cautelares consideradas en la doctrina y reguladas en otras
normas, el Código Tributario ha establecido, por el objeto del Procedimiento de
Cobranza Coactiva tributaria, la medida cautelar clásica: el embargo. Si bien es
cierto que esta medida es la que está regulada y reglamentada, nuestro Código,
no obstante, también admite otras medidas no previstas expresamente, siempre
que aseguren de la forma más adecuada el pago de la deuda tributaria materia de
cobranza.
Vencimiento del plazo de siete días: trabar medidas cautelares
Como se sabe, de acuerdo con lo estipulado por el artículo 117°, el mandato de
cancelación (Resolución de Ejecución Coactiva) de la deuda comprendida en los
valores (órdenes de pago o resoluciones en cobranza), debe otorgar para tal
efecto el plazo de siete “07” días hábiles, bajo apercibimiento de dictarse medidas
cautelares o de iniciarse la ejecución forzada de las mismas, en caso que estas ya
se hubieran dictado.
Ahora bien, el primer párrafo del inciso a) artículo 118°, preceptúa que venado tal
plazo de siete días, el Ejecutor Coactivo podrá disponer se trabe las medidas
cautelares previstas en el inciso citado, que considere necesarias. Además, se
añade en el párrafo, podrá adoptar otras medidas no contempladas en el artículo
ya referido, siempre que asegure de la forma más adecuada el pago de la deuda
tributaria materia de la cobranza.
Para tal efecto, el Ejecutor Coactivo notificará las medidas cautelares, las que
surtirán sus electos desde el momento de su recepción y señalara cualesquiera de
los bienes y/o derechos del deudor tributario, aun cuando se encuentren en poder
de un tercero. Por cierto, el deudor voluntariamente podrá comunicar al Ejecutor la
existencia de bienes libres que puedan ser embargados y rematados para el pago
de la deuda.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 40

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
No hay duda de que hasta aquí nos estamos refiriendo a las medidas cautelar que
podrán trabarse dentro del procedimiento de cobranza coactiva; desde luego, es
una situación distinta a la regulada por los artículos 56° a 58° medidas cautelares
previas al procedimiento de cobranza coactiva, en las que, luego de iniciado el
procedimiento y vencido el plazo de siete días hábiles, podrán ser ejecutadas
(ejecución forzosa de las que ya se hubieran dictado; artículo 117°), siempre que
se cumpla con las formalidades establecidas en el Título II del Libro Tercero del
Código.
Las medidas cautelares: reglas generales en la aplicación de las medidas
cautelares
De acuerdo con lo previsto en el artículo 16° del Reglamento del Procedimiento de
Cobranza Coactiva de la SUNAT, en la aplicación de las medidas cautelares se
deberá seguir las siguientes reglas:
-

Se realizarán las indagaciones pertinentes a fin de adoptar la medida que

-

resulte más adecuada para recuperar lo adeudado.
En base a la información obtenida y teniendo en cuenta la relación costo beneficio, se podrá adoptar las medidas cautelares sobre los bienes que, a
juicio del Ejecutor, garanticen de manera adecuada la cobranza de la

-

deuda,
La medida cautelar deberá garantizar el pago de la deuda tributaria e
inclusive, los gastos y costas que se devenguen hasta la fecha de

-

cancelación do la deuda.
Solo podrá embargar cualquiera de los bienes y/o derechos del Deudor aun
cuando se encuentren en poder de un tercero, considerando para dicho

-

efecto lo establecido en el literal b) del numeral 1 del artículo 18.
Las medidas cautelares o diligencias se desarrollarán o trabarán en el lugar
donde se encuentren los bienes o derechos del Deudor. Para tal efecto y
sin perjuicio de lo señalado en el artículo 11, el Ejecutor podrá comisionar a
otro Ejecutor para llevar a cabo la diligencia. La referida comisión no será
necesaria cuando se trate de notificar las Resoluciones Coactivas que
ordenan el embargo ante las Oficinas Regístrales u otras entidades,

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 41

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Empresas del Sistema financiero u otros sujetos que deban ser notificados
-

con medidas de embargo en forma ele retención.
En la diligencia de embargo en forma de intervención o depósito, el Ejecutor
o Auxiliar se presentarán ante el Deudor o ante el Representante Legal,
según corresponda. De no encontrarse presentes éstos, la diligencia se
entenderá con el Gerente, Administrador, dependiente o con la persona
encargada del establecimiento, empresa o negocio donde se lleve a cabo la
medida. El embargo será notificado al Deudor si éste no hubiera estado
presente en la diligencia y ésta se hubiera realizado en lugar distinto al

-

domicilio fiscal.
En el caso que se trabe embargo en forma de depósito sobre bienes del
Deudor que se encuentren en poder de un tercero, inclusive cuando éstos
estén siendo transportados, la diligencia se entenderá con el tercero,

-

notificándose al Deudor después que ésta se haya efectuado.
Cuando medien circunstancias que obstaculicen el desarrollo de la
diligencia, el Ejecutor solicitará el apoyo de la autoridad competente o, de

-

ser el caso, obtendrá la autorización judicial para proceder al descerraje.
Podrán trabarse medidas cautelares concurrentes, bajo responsabilidad del
Ejecutor de dejar sin efecto, de oficio, aquellas que superen el monto
necesario para garantizar el pago de la deuda tributaria, costas y gastos.

Si el monto de las medidas trabadas no guarda proporción con la deuda, de oficio,
el Ejecutor deberá reducirlas en la parte que corresponda.
-

El Ejecutor Coactivo, a solicitud del deudor tributario, podrá sustituir los

-

bienes por otros de igual o mayor valor.
La medida cautelar (rabada durante el Procedimiento de cobranza coactiva
no está sujeta a plazo de caducidad, conforme a lo dispuesto en el inciso c)
del artículo 118 del Código.

El embargo
Como se ha anotado, de las medidas cautelares consideradas en la doctrina y
reguladas en otras normas, el Código Tributario ha establecido, por el objeto del
procedimiento de cobranza coactiva, la medida cautelar clásica es el embargo.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 42

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
La segunda parte del artículo 642° de nuestro Código Procesal Civil prescribe que
el embargo consiste en la afectación jurídica de un bien o derecho del presunto
obligado, aunque se encuentre en posesión de tercero, con las reservas que para
este supuesto señala la ley.
Fenech, citado por Arias y Sartorio, define al embargo como "acto procesal
consistente en la determinación de los bienes que han de ser objeto de la
realización forzosa de entre los que posee el deudor en su poder o en el de
terceros, fijando su sometimiento a la ejecución y que tiene como contenido una
intimación al deudor para que se abstenga de realizar cualquier acto dirigido a
sustraer los bienes determinados y sus frutos a la garantía del crédito".
Danos y Zegarra anotan las siguientes características del embargo:
a) La afectación de elementos patrimoniales del ejecutado a la ejecución, tiene su
fundamento en una declaración expresa de la autoridad competente, en este
caso del Ejecutor Coactivo, en ese sentido. La existencia del embargo frente al
ejecutado depende exclusivamente de dicha declaración procedimental.
b) El embargo recae sobre un elemento patrimonial del ejecutado susceptible de
realización. "La actividad en que consiste el embargo tanto puede ser
aprehensión

física

de

un

determinado

bien,

como

sucesión

jurídica

simplemente".
c) El embargo no significa una limitación en la facultad de disposición del
ejecutado, ni constituye una expropiación a su titularidad de dominio privado.
d) La entidad embargante no obtiene ningún derecho real con el embargo, ésta, a
través del Ejecutor Coactivo, se limita a declarar un determinado elemento
patrimonial adscrito a la ejecución y en consecuencia otorga a la entidad un
derecho de persecución sobre el bien, para resarcirse la obligación pública con
el valor económico que de él resulte. El principio de persecución se refuerza
con la adopción de las medidas de aseguramiento del embargo y el principio de
prelación crediticia que forman parte de nuestra normativa.
e) El embargo constituye el presupuesto indispensable de la ejecución coactiva.
Cualquier actividad de realización de bienes o derechos presupone el embargo
de los mismos.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 43

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
f) La estructura del embargo es simple: basta la declaración administrativa de la
afectación de unos determinados bienes del deudor a la ejecución. Debe
tenerse presente que no forma parte del embargo la investigación de bienes del
ejecutado, ya que se constituyen en actos previos y de preparación de la
medida cautelar.
Formas de embargo
El encabezado el inciso a) del artículo 118° del Código, señala que el Ejecutor
Coactivo o podrá ordenar, sin orden de prelación (discrecionalmente), cualquiera
de las formas de embargo siguientes:
a) En forma de intervención:
o en recaudación.
o en información.
o En administración de bienes.
b) En forma de depósito.
c) En forma de inscripción.
d) En forma de retención.
a) Embargo en forma de intervención
El Código estima tres formas de embargo en forma de intervención: en
recaudación, en información y en administración de bienes; estos embargos deben
entenderse con el representante de la empresa o negocio.

 Embargo en forma de intervención en recaudación
El embargo en forma de intervención en recaudación consiste en la afectación
de los ingresos de una empresa, negocio u oficina de profesionales
independientes donde se realice la actividad económica, con el objeto de
recaudar directamente de aquélla, durante el tiempo que dure la medida, los
ingresos necesarios para la cancelación de la deuda tributaria en cobranza.
Para el caso de la SUNAT, se regula en el numeral 1 del artículo 17° de su
Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 44

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
 Embargo en forma de intervención en información
El embargo en forma de intervención en información consiste en el
nombramiento por parte del Ejecutor, de uno o varios interventores
informadores para que en un plazo determinado recaben información y
verifiquen el movimiento económico del Deudor y su situación patrimonial, con
el fin de hacer efectiva la cobranza de la deuda. El numeral 2 del artículo 17°
del Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva de la SUNAT, lo
regula.
 Embargo en forma de intervención en administración de bienes
Por el embargo en forma de intervención en administración de bienes, el
Ejecutor

está

facultado

para

nombrar

uno

o

varios

interventores

administradores con la finalidad de recaudar los frutos o utilidades que
pudieran producir los bienes embargados. El numeral 3 del artículo 17° del
Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva de la SUNAT, lo regula
para el caso de esta entidad.
b) Embargo en forma de depósito
En forma de depósito, con o sin extracción de bienes, el que se ejecutará sobre
los bienes y/o derechos que se encuentren en cualquier establecimiento, inclusive
los comerciales o industriales, u oficinas de profesionales independientes, aun
cuando se encuentren en poder de un tercero, incluso cuando los citados bienes
estuvieran siendo transportados, para lo cual el Ejecutor Coactivo o el Auxiliar
Coactivo podrán designar como depositario o custodio de los bienes al deudor
tributario, a un tercero o a la Administración Tributaria.
El texto del numeral 2 del inciso a) del artículo 118° del Código respecto de esta
forma de embargo, es amplio y expreso; a ella nos atenemos, y también a lo
regulado en el artículo 13° del Reglamento del Procedimiento de Cobranza
Coactiva de la SUNAT.
c) Embargo en forma de inscripción
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 45

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
En forma de inscripción, debiendo anotarse en el Registro Público u otro registro,
según corresponda. El importe de tasas regístrales u otros derechos, deberá ser
pagado por la Administración Tributaria con el producto del remate, luego de
obtenido este, o por el interesado con ocasión del levantamiento de la medida. El
artículo 19° del Reglamento de Procedimiento de Cobranza Coactiva de la SUNAT
regula esta forma de embargo.
d) Embargo en forma de retención
En forma de retención, en cuyo caso recae sobre los bienes, valores y fondos en
cuentas corrientes, depósitos, custodia y otros, así como sobre los derechos de
crédito de los cuales el deudor tributario sea titular o que se encuentren en poder
de terceros.
El texto del numeral 4 del inciso a) del artículo 118° del Código respecto de esta
forma de embargo, es amplio y expreso; a ella nos atenemos, y a lo establecido
por el artículo 20 del Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva de la
SUNAT.
Facultad especial: descerraje
El inciso b) del artículo en comentario, de acuerdo con lo dispuesto por la
Constitución derecho a la inviolabilidad de domicilio, ha establecido que si bien los
Ejecutores Coactivos de la SUNAT (solo de ellos y respecto de los tributos que
esta entidad administra), podrán hacer uso de medidas como el descerraje o
similares, lo harán previa autorización judicial. Para tal efecto, deberán cursar
solicitud motivada ante cualquier Juez Especializado en lo Civil, quien debe
resolver en el término de veinticuatro horas, sin correr traslado a la otra parte, bajo
responsabilidad.
No caducidad de las medidas cautelares
El inciso c) del artículo en comentario, establece claramente, que sin perjuicio de
lo señalado en los artículos 56° al 58°, las medidas cautelares trabadas al amparo

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 46

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
del presente artículo (medidas cautelares dentro del procedimiento de Cobranza
Coactiva) no están sujetas a plazo de caducidad.
Embargo electrónico: decretos legislativos nos. 931 y 932
Mediante el Decreto Legislativo N° 931, se dictó una norma sobre procedimiento
para el cumplimiento tributario de los proveedores de las entidades del Estado.
Esta disposición fue reglamentada por el Decreto Supremo N° 073-2004-EF.
Asimismo, fue regulada por la SUNAT vía la Resolución de Superintendencia N°
156-2004/SUNAT.
De acuerdo con estos dispositivos, las entidades (las pertenecientes al Sector
Público Nacional y que sean designadas como tales por la SUNAT; están incluidas
las entidades bajo el ámbito del Fondo Nacional de Financiamiento de la Actividad
Empresarial del Estado), a favor de sus Proveedores. En caso el Sistema señale
que el proveedor tiene deuda tributaria, la SUNAT deberá notificarle a la entidad,
hasta el día hábil siguiente de efectuada la comunicación, la resolución que
permita trabar el embargo en forma de retención al amparo del numeral 4) del
artículo 118° del Código Tributario. Desde que la entidad conozca la existencia de
la deuda hasta el vencimiento del plazo indicado o la notificación de la resolución
respectiva, lo que ocurra primero, la entidad no deberá efectuar pago alguno al
proveedor por concepto de gasto que se ha devengado.
De acuerdo con estas normas, las empresas del sistema financiero deberán
implementar y mantener en funcionamiento el “Sistema de embargo por medios
telemáticos” mediante el cual la SUNAT notificara, al amparo del inciso b) del
artículo 104° del Código Tributario, las resoluciones que dispongan embargos en
forma de retención a terceros o las vinculadas a dicho embargo, en la forma,
condiciones y oportunidad que esta indique.
El “Sistema de embargo por medios telemáticos” también será usado para que
dichas empresas cumplan, según el artículo 118° del Código Tributario, con
informarle a la SUNAT las retenciones efectuadas o la imposibilidad de realizarlas,
entre otras comunicaciones que disponga la SUNAT.
PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 47

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Medidas cautelares por medio de sistemas informáticos
Con el Decreto Legislativo N° 981 se incorporó como inciso d) del artículo 118 del
siguiente texto:
Sin perjuicio de lo dispuesto en los Decretos Legislativos N°s. 931 y 932, las
medidas cautelares previstas en el presente artículo podrán ser trabadas, de ser el
caso, por medio de sistemas informáticos.
Tratándose del embargo en forma de retención, mediante Resolución de
Superintendencia se establecerá los sujetos obligados a utilizar el sistema
informático que proporcione la SUNAT así como la forma, plazo y condiciones en
que se debe cumplir dicho embargo”.
Bienes inembargables
Sin perjuicio de los supuestos de inembargabilidad o intangibilidad de
determinados recursos, debemos recordar que el artículo 648° del Código
Procesal Civil, según la sustitución establecida por la Ley N° 26599, contiene el
siguiente listado de bienes inembargables:
1) Los bienes constituidos en patrimonio familiar, sin -perjuicio de lo dispuesto
por el Artículo 492° del Código Civil;
2) Las prendas de estricto uso personal, libros y aumentos básicos del
obligado y de sus parientes con los que conforma una unidad familiar, así
como los bienes que resultan indispensables para su subsistencia;
3) Los vehículos, máquinas, utensilios y herramientas indispensables para el
ejercicio directo de la profesión, oficio, enseñanza o aprendizaje del
obligado;
4) Las insignias condecorativas, los uniformes de los funcionarios y servidores
del Estado y las armas y equipos de los miembros de las Fuerza, Armadas
y de la Policía Nacional;
5) Las remuneraciones y pensiones, cuando no excedan de cinco Unidades
de Referencia Procesal. El exceso es embargable hasta una tercera parte.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 48

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
Cuando se trata de garantizar obligaciones aumentaréis, el embargo
procederá hasta el sesenta por ciento del total de los ingresos, con la sola
deducción de los descuentos establecidos por ley;
6) Las pensiones alimentarias;
7) Los bienes muebles de los templos religiosos; y,
8) Los sepulcros.
No obstante, pueden afectarse los bienes señalados en los incisos 3 y 4, cuando
se trata de garantizar el pago del precio en que han sido adquiridos. También
pueden afectarse los frutos de los bienes inembargables, con excepción de los
que generen los bienes señalados en el inciso 1.
Por otro lado, el artículo 647°-A del Código Procesal Civil, de acuerdo con la
incorporación dispuesta por la Ley N° 26925, señala que la información contenida
en los soportes magnéticos, ópticos o similares sobre los que se ha dictado
secuestro conservativo o embargo, puede ser retirada por el afectado; en buena
cuenta, la información contenida en dichos bienes es inembargable.
6) TASACIÓN Y REMATE
En general, la tasación es la acción por la cual un perito determina cuál es aprecio
(o valor monetario) de una cosa (o un bien), generalmente en función del mercado,
y el remate es la venta pública de cualquier clase de bienes al mejor postor con o
sin intervención del juez o de otra autoridad.
Ahora bien, el artículo regula los procedimientos de tasación de bienes
embargados y el remate de los mismos. Asimismo, en los artículos 24 a 33 del
Reglamento del Procedimiento de Cobranza Coactiva de la SUNAT, se regula
específica ambos procedimientos. A ellos nos remitimos.
Artículo 121°
La tasación de los bienes embargados se efectuará por un (1) perito perteneciente
a la Administración Tributaria o designado por ella. Dicha tasación no se llevará a

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 49

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
cabo cuando el obligado y la Administración Tributaria hayan convenido en el valor
del bien o éste tenga cotización en el mercado de valores o similares.
Aprobada la tasación o siendo innecesaria ésta, el Ejecutor Coactivo convocará a
remate de los bienes embargados, sobre la base de las dos terceras partes del
valor de tasación. Si en la primera convocatoria no se presentan postores, se
realizará una segunda en la que la base de la postura será reducida en un quince
por ciento (15%). Si en la segunda convocatoria tampoco se presentan postores,
se convocará a un tercer remate, teniendo en cuenta que:

a) Tratándose de bienes muebles, no se señalará precio base.
b) Tratándose de bienes inmuebles, se reducirá el precio base en un 15%
adicional. De no presentarse postores, el Ejecutor Coactivo, sin levantar el
embargo, dispondrá una nueva tasación y remate bajo las mismas normas.
El remanente que se origine después de rematados los bienes embargados será
entregado al ejecutado.
El Ejecutor Coactivo, dentro del procedimiento de cobranza coactiva, ordenará el
remate inmediato de los bienes embargados cuando éstos corran el riesgo de
deterioro o pérdida por caso fortuito o fuerza mayor o por otra causa no imputable
al depositario.
Excepcionalmente, cuando se produzcan los supuestos previstos en los Artículos
56° ó 58°, el Ejecutor Coactivo podrá ordenar el remate de los bienes
perecederos.
El Ejecutor Coactivo suspenderá el remate de bienes cuando se produzca algún
supuesto para la suspensión o conclusión del procedimiento de cobranza coactiva
previstos en este Código o cuando se hubiera interpuesto Intervención Excluyente
de Propiedad, salvo que el Ejecutor Coactivo hubiera ordenado el remate,
respecto de los bienes comprendidos en el segundo párrafo del inciso b) del

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 50

Universidad Santiago Antúnez de Mayolo- DERECHO TRIBUTARIO
artículo anterior; o cuando el deudor otorgue garantía que, a criterio del Ejecutor,
sea suficiente para el pago de la totalidad de la deuda en cobranza.

PROCEDIMIENTOS ADMINISTRATIVOSPágina 51