You are on page 1of 17

¿Qué es la didáctica en la condición postmoderna?

Universidad Pedagógica Nacional
Licenciatura en Filosofía
Camilo David Cárdenas Barreto

Resumen. Responder qué significa didáctica en la llamada condición postmoderna, es el
principal eje de investigación de este escrito. Para ello se intentará reconstruir parte de la
red conceptual que Lyotard planteó en su libro La condición postmoderna y, con base a
ella, interpretar críticamente el artículo Didáctica en la condición postmoderna del libro La
humanización como formación, de Germán Vargas Guillén.
Palabras clave: condición postmoderna, relato, metarrelato, saber narrativo, saber
científico, didáctica, deslegitimación.

Introducción
La condición postmoderna. Informe sobre el saber, es un libro de Jean-Francois Lyotard
publicado en 1979. En ese tiempo no existía internet tal como lo conocemos hoy en día;
acaso era sólo un primigenio proyecto del Departamento de Defensa de los Estados
Unidos (ARPANET) cuyas investigaciones permitieron la intercomunicación entre
ordenadores. No existía el actual lenguaje HTML, que gobierna hoy en día a internet, ni su
acceso era ‘democrático’ como en la actualidad. De manera que Lyotard no pudo plasmar
en su obra lo que hasta la década de 1990 comenzó a ser propiamente internet. Sin
embargo, al mejor estilo de la futurología, predijo algunos cambios en la forma de control
y difusión del saber en las sociedades informatizadas. Él se propuso el estudio de la
condición del saber en su época, y a esa condición la llamó postmoderna (Lyotard, 1991,
pág. 5).
La idea de postmodernidad deja la impresión de designar a una época nueva, a un nuevo
periodo de la historia. El prefijo –post en latín era una preposición que significaba
‘después de’ o ‘tras’, de donde surgen en español palabras como posterior o posteridad.
La postmodernidad entonces, etimológicamente hablando, sería un nuevo periodo
histórico acaecido después de la modernidad (si se entiende a la modernidad
históricamente). Lyotard concretamente cree que a partir del siglo XIX ha habido en la
cultura cambios en materia de ciencia, arte y literatura, debido a que sus reglas de juego
han sido afectadas (Ibíd.). Tales cambios configuran la postmodernidad después de 1950,
1

a la entrada de las sociedades europeas en la época postindustrial (Ibíd). 1991. Hay. En el primer parágrafo describiré el concepto de sociedad informatizada. En el parágrafo sexto. las sociedades tiendan postmodernamente a la incredulidad en la legitimidad de los relatos y al reconocimiento de las reglas propias de los diferentes juegos de lenguaje. pues. posibilidad de disposición y de explotación de los conocimientos’ (Lyotard. Sobre la sociedad informatizada y la mercantilización del saber La condición postmoderna no es la sociedad informatizada por sí misma. puede hablarse de una didáctica postmoderna. pues. Este cambio es lo que quiero caracterizar críticamente luego de definir los conceptos y los problemas básicos de la mentada condición postmoderna. la difusión de sonidos e imágenes.tiempo en que finaliza la reconstrucción de Europa después de la Segunda Guerra Mundial (Lyotard. muestro los cambios del saber de la didáctica y su forma de legitimarse. pág. mediante el artículo de Vargas Guillén Didáctica en la condición postmoderna. las cuales se comprenden dentro de su método de juegos de lenguaje. Lyotard incluso menciona ciencias postmodernas. 7). una transformación en el saber debido al cambio de época. no hay postmodernidad porque estemos imbuidos en la sociedad de la información. Entonces. Las sociedades informatizadas son el escenario en donde se han dado nuevas transformaciones en el saber. Se añadirán algunas conclusiones parciales al final. § 1. pág. clasificación. Además. ya no desde el privilegio de un único juego de lenguaje sino desde la confluencia de muchos. permiten que el saber sea visto mercantilmente. y cómo ésta se relaciona con la condición postmoderna. y cómo este saber está en constante pugna. escribiré sobre cómo la nueva relación entre las tecnologías y el saber. aunque los cambios ocurridos. 7). Para ello distinguiré entre saber científico y saber narrativo. Es de esperar. no fueron homogéneos en todos los países. si Lyotard tenía razón. En los parágrafos cuarto y quinto. y ejemplificaré su disputa mediante los argumentos de Wittgenstein contra la ética. En el parágrafo quinto esbozo cómo esos grandes relatos han caído mediante la deslegitimación. pues. me centraré en dar una definición de saber a partir de Lyotard. transformaron el saber. cabe la posibilidad de pensar 2 . no sobra decirlo. aclarando por qué hay que distinguirla. En el segundo parágrafo. sino porque este tipo de sociedad cambia el saber. etc. 1991. El saber cambia conforme cambia la época en el que se da.. sólo así. propiamente hablando. de la condición postmoderna. De la misma manera que el transporte. Es de esperar que. La sociedad informatizada se puede definir como aquella sociedad con alta influencia tecnológica en la ‘(…) adquisición. que el saber de la didáctica también cambie. tanto de la ‘contemporaneidad’ como de la ‘modernidad’. pongo la atención en los relatos de legitimación.

etc. de una u otra forma. éste maneja ya una relación con el poder.. Entonces. Rapidshare. y la caída de Megaupload. poder deseable por el Estado. es pensable que se peleen en el porvenir para dominar las informaciones. y es y será consumido para ser valorado en una nueva producción: en los dos casos. Horacio Potel tuvo que enfrentar varias acciones legales en Argentina para mantener en línea sitios como Heidegger en castellano. Lyotard hace 3 . Mediafire. Hay bastantes ejemplos en donde el Estado tiene que pugnar por el control del saber. difundir y controlar ese saber. las nuevas formas de relacionarse con la información permiten que el conocimiento ya no sea visto como un fin en sí mismo.A. para ser cambiado’ (1991. la tecnología y el saber. 8). las películas.O. mercantilizado: vale no por lo que pueda informar sino por lo que pueda producir. Nietzsche en castellano y Derrida en castellano. páginas como Megaupload. Mundialmente los estados competirán por el control de la información: Igual que los Estados-naciones se han peleado para dominar territorios. simplemente será dejado de lado. los usuarios podían copiar. pág. son saberes que necesitan ser controlados en la medida en que representen algún valor económico. los libros. subir e intercambiar archivos de manera gratuita. Esto no es conveniente cuando el saber es visto como una mercancía. Para que el conocimiento pueda ser transmitido por las tecnologías. el usuario se confronta directamente con el Estado y las empresas (es quizá la razón de ser de organizaciones como Anonymous) ante las transformaciones en la naturaleza del saber. creando nuevas relaciones entre el sujeto. como un poder con valor económico. El saber es. para detener la ‘piratería’. Ejemplos actuales de estas ‘predicciones’ lyotardianas son la puesta en discusión de la ley S.que la mediación de la tecnología en el tráfico de conocimientos los haya transformado (Ibíd). después para dominar la disposición y explotación de materias primas y de mano de obra barata. Esta nueva forma de pensar el saber deja ver que. que permiten o permitieron la difusión libre de archivos. pues su difusión libre genera pérdidas para las empresas responsables de producir. El flujo de la información adquirió con la ‘democratización’ de internet cierta libertad. es necesario que sea traducido al ‘lenguaje-máquina’ (Ibíd). caen o caerán bajo las políticas antipiratería. los videos de series televisivas. Así se abre un nuevo campo para las estrategias industriales y comerciales y para las estrategias militares y políticas (1991. pues. también se verá perjudicado. Además. sino que sea valorado económicamente: ‘El saber es y será producido para ser vendido.P. Todo saber que no pueda ser traducido. 7-8).. págs. Es de este modo que las investigaciones en el campo de la informática se centrarán en la creación de ‘formas de traducibilidad’ para que el conocimiento pueda ser informatizado. Incluso si el Estado tiene intereses con esas empresas. la música. Como el saber es visto bajo el discurso mercantil. En sí. 4shared. por las ganancias que pueda generar.

pues aquél revela a éste como fábula (1991. Por eso diré que el producto del saber son los enunciados de todo tipo. Se evoca así a una suerte de fuerza que interactúa en un sujeto. 5). desde luego. Lyotard lo divide principalmente en dos tipos: saber narrativo y saber científico. valorativos. pág. El saber científico propiamente es el aglomerado de enunciados denotativos que poseen sentido dentro de determinadas teorías: la ciencia está ‘hecha de enunciados denotativos’ (1991. Sobre el saber y sus conflictos ¿Qué se puede entender por saber? Desde Lyotard es posible definir el saber como el conjunto total de juegos del lenguaje: (…) el saber es lo que hace a cada uno capaz de emitir «buenos» enunciados denotativos. la estética. saber narrativo y relato parecen dos expresiones casi sinónimas. El saber científico (y esto es importante para entender la condición postmoderna) está en constante conflicto con el saber narrativo. pág. pág. el de la ética. pues éste ‘exige el aislamiento de un juego de lenguaje. o la literatura (cuyos enunciados son. son los diferentes juegos del lenguaje. por ejemplo cognitivos. El concepto de saber. y se les puede asignar valores veritativos [‘el criterio de aceptabilidad de un enunciado es su valor de verdad’ (1991. Los enunciados denotativos se refieren a hechos. por ejemplo. 1991. pág. 19) ‘que denotan o describen objetos (. el denotativo. describen el mundo. La reunión de todos ellos constituye el saber en general. sólo que relato es.. No consiste en una competencia que se refiera a tal tipo de enunciados. El saber narrativo son los relatos. en cambio. y la exclusión de los demás’ (Ibíd). son las proposiciones lógicas cuyo sentido último es otorgado por la corroboración empírica de la ciencia.. y también «buenos» enunciados prescriptivos. de otro tipo). un motor con la capacidad de permitir la producción de enunciados..) y [que son] susceptibles de ser declarados verdaderos o falsos’ (Ibíd). ‘una clase de discurso’ (1991. hilando fino. 7). Tal definición es una conjetura propia: auténticamente Lyotard no da una definición de saber. cuando menos. «buenos» enunciados valorativos. He ahí la razón de su conflicto con el saber narrativo. prescriptivos. Se excluye en el saber científico los otros tipos de enunciados. con exclusión de los otros (Lyotard. estaría 4 . El saber narrativo. pág. 24)]. Cuando se refiere a él como ‘es lo que hace’ no lo está definiendo sino volviéndolo pronombre para decir de él que permite la emisión de enunciados denotativos.. § 2. y relato es simplemente el saber que se construye y se cuenta.evidente que hay una ‘guerra’ por el control de la información circulante: hay una batalla entre la libertad de información y lo que hoy conocemos como ‘copyright’. y performativos. 19). En esencia. una expresión más general y abarcante: se dice que el mismo saber científico es un relato.

en cuanto tales. 5). ya es paradójico hablar de autolegitimación). en el saber narrativo. Saber científico contra saber narrativo: el ejemplo de Wittgenstein Un célebre conflicto entre el saber narrativo y el saber científico se puede evidenciar en la obra del primer Wittgenstein. además. Si hay un valor que tenga valor. por ejemplo.41 El sentido del mundo debe quedar fuera del mundo. sea una construcción personal o interpersonal.42 Por lo tanto. Tractatus logico-philosophicus. y en general. puede haber proposiciones de ética. en un fin (ese fin sería el sentido del mundo). pág. refiriéndome concretamente a su Tractatus logicophilosophicus y a su Conferencia sobre ética (la Conferencia es una explicitación de lo dicho en el Tractatus)1. en último término. y aunque lo hubiese no tendría ningún valor. en sí.6)!] no puede expresarse… porque no expresa 1 Hecho curioso. la ciencia tiene que acudir a otro tipo de saberes para autolegitimarse (y desde luego.conformado por el resto de enunciados no-denotativos: por el saber-hacer. aprecian o valoran hechos. En el mundo todo es como es y sucede como sucede: en él no hay ningún valor. debe quedar fuera de todo lo que ocurre y de todo ser-así.1.421 Es claro que la ética no se puede expresar. pero jamás una propiedad objetiva del mundo mismo. o simplemente cuando valoramos los actos como buenos o malos. por ser la noción de juegos de lenguaje del segundo Wittgenstein el fundamento de la investigación de Lyotard en torno al saber. los segundos. al salirse del mundo [¡y al ser los límites de mi lenguaje los límites de mi mundo. Y nótese que aquí ‘sentido’ del mundo no es un sentido en el sentido de significado sino una expresión que puede mostrar una actitud valorativa del sujeto hacia el mundo. 6. Lo que Lyotard quiere demostrar (o cuando menos mostrar) es que. Las anteriores proposiciones son claros ataques a los enunciados valorativos. pág. 19). por el sabervivir (1991. De ahí que el sentido del mundo dependa de cada quien y. (proposición 5. Pues todo lo que ocurre y todo ser-así son casuales. 6. la legitimación del saber científico se sustenta. cuando se pregunta por el fundamento del fundamento. son usuales en el lenguaje ético cuando del supuesto sentido del mundo se intenta derivar una ética en la cual nuestros actos están justificados. aunque el saber científico excluye el saber narrativo. § 2. hacia otros relatos de legitimación. 143). Lo que lo hace no casual no puede quedar en el mundo. En la condición postmoderna hay escepticismo e incredulidad por los discursos omniabarcantes o metarrelatos de legitimación que aparentemente sucumbían ante el progreso de las mismas ciencias (1991. Consideremos las siguientes proposiciones: 6. pág. El saber-hacer y el saber-vivir se exponen mediante enunciados prescriptivos y valorativos: los primeros expresan órdenes. 5 . pues de otro modo sería a su vez casual. La ética y sus valores.4 Todas las proposiciones tienen igual valor. La ética es trascendental. 6. (Ética y estética son lo mismo) (Wittgenstein. etc. Debe quedar fuera del mundo. Las proposiciones no pueden expresar nada más alto. es decir.

pág. A cualquier ley ética de la forma ‘tú debes…’. es que no pueden existir proposiciones éticas: ‘No hay proposiciones que en algún sentido absoluto. lógica y ciencia’ desarrollo más el tema. significado y sentido natural’ (Wittgenstein. El auténtico 2 En mi ensayo titulado ‘Ética. La ética puede verse. que el premio debe ser algo agradable y el castigo algo desagradable) (Wittgenstein. la noción de ética como un compendio de leyes universales. Conferencia sobre ética. Es. 4). en palabras de Lyotard. etc. el estudio de un deber-ser universal: ‘válido’ para uno y para todos. Wittgenstein podría decir: ‘¿y qué si no lo hago?’. sean sublimes. estas consecuencias. Al menos. No se les puede asignar un valor veritativo: no son verdaderos ni falsos. Lo mismo vale para los enunciados de la estética (valorativos). importantes o triviales’ (Wittgenstein. no científico. es: ¿y qué si no lo hago? Pero es claro que la ética no se refiere al castigo o al premio en el sentido común de los términos. Tractatus logico-philosophicus. pues. Tanto el castigo como el premio en sentido ético no se encuentran en el mundo: no se encuentran en los hechos mismos. saber narrativo. son navíos susceptibles únicamente de contener y transmitir significado. Pues debe haber algo justo en la formulación de la cuestión. en definitiva. convenientes o inconvenientes.absolutamente nada del mundo (¡y el lenguaje sólo puede expresar lo que hay en el mundo!). 3). En este contexto no hay lenguaje que signifique hechos. La conclusión más severa de este tipo de pensamiento que privilegia a los enunciados denotativos. las respuestas a ese ‘¿y qué si no lo hago?’ son consecuencias éticas y no acontecimientos éticos. sólo. Veamos ahora cuál es su crítica a los enunciados prescriptivos: 6. Son. en el mejor de los casos. usadas como las usamos en ciencia. págs. (Y esto es también claro. Conferencia sobre ética. la cuestión acerca de las consecuencias de una acción debe ser irrelevante. sinsentidos causados por intentos de ir más allá de lo que el lenguaje puede contener: ‘Nuestras palabras. puede decirse: son cumplidos o incumplidos. Ese ‘¿y qué si no lo hago?’ señala el carácter contingente y relativo de los enunciados prescriptivos. 143-144). pág. 6 . las primeras proposiciones que cité de Wittgenstein están directamente en contra de los enunciados valorativos. como una unión sintética de enunciados valorativos y prescriptivos2.422 El primer pensamiento que surge cuando se propone una ley ética de la forma «tú debes». según Wittgenstein. el que está conformado sólo por enunciados denotativos. no pueden ser acontecimientos. Así. pero deben encontrarse en la acción misma. Sí que debe haber una especie de premio y de castigo ético. termina por destruir el resto de juegos de lenguaje. Por otra parte. El privilegiar el juego de lenguaje de la ciencia. Lo que se desmonta aquí es la formulación ‘legalista’ de la ética.

pero serían simplemente hechos. se abandona la búsqueda metafísica de una prueba primera o de una 3 Palabras tomadas de mis apuntes del curso Metafísica el cual.lenguaje. A esta concepción la puedo llamar lógico-positivista. el fundamento del fundamento de la ciencia. al final de cuentas. el que no intenta ir más allá de él. Lyotard desea poner esto en cuestión. para responder a la pregunta: ¿cómo probar la prueba?. O al menos eso intentó (o intenta). Conferencia sobre ética. 7 . para Lyotard. el juego de lenguaje de la ciencia. es el de la ciencia. esta idea lógico-positivista cayó en una paradoja al no poder eliminar por completo los demás juegos del lenguaje que tanto procuraba evitar. la mera descripción de estos hechos no encerrará nada que podamos denominar una proposición ética. la lectura de esta descripción puede causarnos dolor o rabia o cualquier otra emoción. ésta resulta ser. más generalmente: ¿quién decide las condiciones de lo verdadero?. Sin embargo. Y por supuesto. decapita parte de la subjetividad. que el lenguaje no pueda contener bajo su seno las capas más subjetivas de un sujeto. § 3. o. la caída de una piedra. por ejemplo. Ciertamente. en último término. 5). En este estado de cosas. Pero las digresiones anteriores no significan que no se pueda expresar emociones tales como la alegría o la tristeza. Es decir. sino que tales expresiones terminarán por denotar hechos y nada más: (…) si en nuestro libro del mundo leemos la descripción de un asesinato con todos los detalles físicos y psicológicos. Más puntualmente (pues pienso que todo lenguaje es fruto de la subjetividad) vale decir que el juego de lenguaje denotativo. (Wittgenstein. diferente al denotativo. El asesinato estará en el mismo nivel que cualquier otro acontecimiento como. En palabras de Husserl. aquí subjetividad la entiendo como aquello que permite la manifestación de otros juegos de lenguaje diferentes al denotativo: con reglas y estructuras propias. su legitimidad. pág. también podríamos leer acerca del dolor o la rabia que este asesinato ha suscitado entre otra gente que tuvo conocimiento de él. los otros juegos del lenguaje serían otras manifestaciones de la subjetividad. este proceder positivista ‘decapita la subjetividad’. hechos y hechos. ‘decapita la filosofía’3. la ciencia no pudo deshacerse del resto de juegos de lenguaje por la sencilla razón de que cuando se pregunta por ‘la prueba de la prueba’. Primero. Para él. Lyotard comienza su interrogación de la siguiente forma: Con la ciencia moderna aparecen dos nuevos componentes en la problemática de la legitimación. y no ética. tuve con el fenomenólogo Germán Vargas Guillén en el año 2011. en calidad de monitor. Relatos de legitimación de la ‘contemporaneidad’: el consenso y la performatividad He querido mostrar con el ejemplo de Wittgenstein cómo es cierto que la ciencia intenta desechar el resto de juegos de lenguaje. otro juego de lenguaje.

sino que son objeto de un consenso entre los expertos. se presupone que el sistema axiomático en el cual es decidible y demostrable ha sido formulado. 27). el saber del pueblo. que no existe otra prueba de que las reglas sean buenas como no sea el consenso de los expertos (Lyotard. entonces no puede saberse si es verdadero. La exigencia es una modalidad de la prescripción. El problema de los sistemas formales que no son consistentes es que pueden contener tanto A como ¬A. 8 . de hecho. es decir. pág. la cultura del pueblo (1991. pág. A la pregunta ‘¿cómo probar la prueba?’ se alude al consenso entre expertos. 1991. hay proposiciones dentro del sistema que se contradicen entre sí (y un absurdo lógico tiene como falso todos sus valores de verdad. Hay una dimensión pragmática en donde en un lenguaje ‘[se formulan] sus propias reglas y se pide al destinatario que las acepte’ (1991. son capaces de contener una contradicción. se crea una axiomática. Al definirse entonces como sistema formal. es decir. y las operaciones que se permitirán con esas expresiones. Se atisba ya una respuesta. y además. La axiomática: (…) comprende la definición de los símbolos que serán empleados en el lenguaje propuesto. 4 Lyotard respecto a la consistencia dice que ‘un sistema no consistente con respecto a la negación admitiría en sí paralelamente una proposición y su contraria’ (Ibíd). Si no es decidible. la forma que deberán respetar las expresiones de ese lenguaje para poder ser aceptadas (expresiones bien formadas). pág. entonces no es posible determinar qué proposiciones pertenecen al sistema. la formalización está limitada pues se basa en el lenguaje natural: “la metalengua utilizada para describir un lenguaje artificial (axiomática) es la «lengua natural». 19). la forma en que se legitima el saber narrativo. El problema es que este criterio consensual de legitimación no es propiamente científico ni es por sí mismo una condición de verdad de enunciados. las reglas de juego de la ciencia son inmanentes a ese juego. un absurdo lógico: en otras palabras. se deben cumplir ciertas condiciones como la completud sintáctica. metalengua que no es consistente con respecto a la negación y permite la formación de paradojas (Ibìd). Es.autoridad trascendente. no pueden ser establecidas más que en el seno de un debate ya en sí mismo científico. Esas reglas son exigidas al menos por ciertos de ellos. cuyo metalenguaje es el de la lógica. la decibilidad y la consistencia4 (Ibìd). sea como sea expresado). Cuando se definen estas reglas. o ‘lengua cotidiana’” (Ibìd). se reconoce que las condiciones de lo verdadero. al consenso entre científicos. 36). ¿Pero cómo se legitima el saber en este contexto? Lyotard responde de la siguiente manera: Cuando se declara que un enunciado de carácter denotativo es verdadero. Sin embargo. Si el sistema no es demostrable. y que definen los axiomas propiamente dichos (Ibìd). es conocido por los interlocutores y aceptado por ellos como tan formalmente satisfactorio como sea posible (…) Pero otras ciencias pueden hacer observaciones análogas: deben su estatuto a la existencia de un lenguaje cuyas reglas de funcionamiento no pueden ser demostradas.

Son. ¿cómo se administra la prueba. eficiencia y verdad (Lyotard. el de la optimización de actuaciones: aumento del output (informaciones o modificaciones obtenidas). pues. para la creación de estas técnicas. una inversión económica: … Pues no hay prueba ni verificación de enunciados. pues. donde el más rico tiene más oportunidades de tener razón. 38). Por otra parte. sino en la prescripción (saber narrativo). Hay una primera aceptación que radicó en la exigencia de la prescripción. diré que Lyotard no demuestra o muestra cuando menos su influjo en la ciencia. en la argumentación de la aceptación de un enunciado científico interviene la prueba. Sin embargo. La legitimidad de las reglas no reside. etc.. Sin embargo. sino que simplemente lo asume y lo relata.. Obedecen a un principio. Lyotard piensa que su aceptación es exigida por algunos de los expertos. ni en su consistencia. inicialmente. como recursos o tiempo) 9 . ni la justa. no que sea más verdadera. son prótesis de órganos o de sistemas fisiológicos humanos que tienen por función recibir los datos o actuar sobre el contexto. por ejemplo. En general. sino la eficiente: una «jugada» técnica es «buena» cuando funciona mejor y/o cuando gasta menos que otra. tal es el mayor soporte del enunciado. En esta caracterización del saber científico. La argumentación exigible para la aceptación de un enunciado científico está. en efecto. por la pertinencia de las técnicas creadas por el hombre. ante la desconfianza por los sentidos legada en la modernidad por Descartes. aceptarlo como verdadero (como. pág. el referente ‘real’ del enunciado denotativo?: Aquí intervienen las técnicas. el escenario es algo desolador para el ideal científico de ‘objetividad’ pues se establece cómo el juego del lenguaje de la ciencia es influido por enunciados prescriptivos y el poder económico. los métodos de Stuart Mill). por decirlo así. no se acepta un enunciado científico porque exista un ‘método’ que me permita. Una ecuación se establece entre riqueza. ni la bella. disminución del input (energía gastada) para obtenerlos. 1991.Ante la imposibilidad de la demostración de estas reglas. ¿cuáles son las reglas de funcionamiento de la ciencia que no pueden ser demostradas y que son asumidas por prescripción? Tampoco es claro en qué sentido no pueden ser demostradas: si por incapacidad del sujeto (falta de condiciones. Los juegos del lenguaje científico se convierten en juegos ricos. Por lo que cabe preguntar. la cual ‘[es] referente (la «realidad») (…) convocado y citado en el debate entre científicos’ (Ibìd). es necesaria una financiación. ni en su decidibilidad. ni tampoco verdad. ni en su demostrabilidad. juegos en los que la pertinencia no es ni la verdadera. subordinada a una «primera» aceptación (en realidad constantemente renovada en virtud del principio de recursividad) de las reglas que fijan los medios de la argumentación (1991. Me detengo por un momento. Respecto al tema de los enunciados prescriptivos. Éstas.. La verdad se ha ‘reemplazado’. pues. sin dinero. ya no se está hablando de una cuestión meramente epistemológica. pág. 37). La pertinencia consiste en que una técnica sea más eficaz que otra.

gira en torno a la interpretación de los teoremas de incompletitud de Godel. 11). Lyotard asumiría que. La generación de saber científico es financiada por el Estado o por las empresas.o porque lógicamente es imposible demostrarlas. El fin de éstas y de aquel no es la verdad sino el poder. la cuestión de la doble legitimación. es sólo un pequeño ejemplo de este tipo de relaciones entre el saber científico y el poder económico. y quién sabe lo que conviene decidir? La cuestión del saber en la edad de la informática es más que nunca la cuestión del gobierno (1991. ha estado impregnada de ellos: El saber científico no puede saber y hacer saber lo que es el verdadero saber sin recurrir al otro saber. se constata que incluso cuando este último parecía más subordinado que nunca a las potencias. pág. el dinero juega un papel muy importante en la legitimación por técnicas. legitimada por el poder (1991. pág. pág. pág. Ellas no salen de la nada. el relato. en realidad. ¿quién las financia y por qué?. la de la reversión. La ciencia es. sus innovaciones. La cuestión es. Retomando. en virtud de estos teoremas. la petición de principio. así que por ahora sólo dejo estas cuestiones abiertas. 26). los sistemas formales que soportan a la ciencia están permeados del juego entre consistencia y demostrabilidad. (…) la cuestión del Estado se encuentra estrechamente imbricada con la del saber científico (1991. no puede dejar de plantearse con mayor intensidad. y con las nuevas tecnologías se expone a convertirse en uno de los principales elementos de sus conflictos. Pues se plantea en su forma más completa. pág. 20). Esto explica la carrera tecnológica de los últimos años. 39): Examinando el actual estatuto del saber científico. a falta del cual está obligado a presuponer por sí mismo y cae así en lo que condena. pues. ¿Pero esta generalización es viable? La discusión exige cierto rigor. 27). La competencia entre ATI y Nvidia (empresas productoras de tarjetas gráficas). la forma por excelencia del saber narrativo es el relato (1991. que hace aparecer que saber y poder son las dos caras de una misma cuestión: ¿quién decide lo que es saber. Esta es la salida que ofrece el capitalismo al problema de la financiación científica (Ibíd): se financia la producción de conocimientos no por el conocimiento mismo sino porque tenga alguna aplicación práctica rentable (Ibíd). que para él es el no-saber. ¿el saber producido en esas investigaciones está supeditado bajo qué intereses? El interés no puede ser más que el económico: invertir en una técnica para obtener mayor plusvalía (Ibíd). La financiación de las técnicas compite en función de su mayor rentabilidad. La ciencia. Pero. me parece.- § 4. lejos de difuminarse. Las investigaciones científicas necesitan ser financiadas. 10 . Relatos de legitimación de la modernidad: la emancipación y el saber especulativo Como ya se había escrito. el prejuicio. Esta cuestión. ¿no cae también al autorizarse como relato? (1991.

31). el prescriptivo. pág. la idea del metarrelato: un sistema de pensamiento omniabarcante de saber especulativo (filosofía) caracterizado. entonces. un medio para la culminación de la narrativa del relato. Las Escuelas son funcionales. sino que estos actúan como mera información que el sujeto usará para otros fines (1991. 29). hay más bien una ciencia supeditada a las prescripciones éticas. pág. Se observa que ya no es el juego de lenguaje de enunciados denotativos el que interesa por sí mismo (aunque Humboldt en efecto lo creyera así). 1991). es decir. de la filosofía. es decir. 30). Dar cuenta significa legitimarlo: La especulación es el nombre que aquí lleva el discurso sobre la legitimación del saber científico. la universidad es especulativa. 12). en la condición postmoderna hay también escepticismo general hacia otro tipo de relatos: los relatos de la modernidad. por ejemplo. pág. en una narración o más bien en una metanarración racional (1991. Ya son varios los juegos de lenguaje que coexisten en vez de confrontarse: por un lado el denotativo. y no que el Estado lo defina a él (Lyotard. En el caso del saber especulativo. por la eficiencia de las técnicas financiadas por empresas o el Estado.G El saber especulativo tiene la capacidad de prescribir. 30). ‘contemporáneos’. Es capaz de definir al Estado. Lyotard asume que las prescripciones se legitiman al ser justas. Y con esa misma ‘libertad’. a la ‘formación espiritual’. y. estos tipos de legitimación son. ésta podría definirse como una serie de apriorismos que intentan dar cuenta de todo el saber científico. es decir. No hay. podría decirse. ¿Pero cuáles son estos relatos de legitimación? Lyotard menciona concretamente tres: el derecho del individuo a la ciencia (1991. por tanto. pág. por otro. respectivamente. una ciencia ciega. Aquí el saber coincide con la técnica: ‘el enunciado coincide con su referente’ (1991. Pues bien. La filosofía debe restituir la unidad de los conocimientos dispersos en ciencias particulares en los laboratorios y en las enseñanzas pre-universitarias. por el contrario. entre expertos de instituciones científicas. sólo lo puede hacer en un juego de lenguaje que los enlaza unos a otros como momentos en el devenir del espíritu y. En los dos primeros relatos. que el sujeto pueda acceder libremente al saber científico (relato presente en la enseñanza primaria retomado del ideal de la ilustración: ¡ten el valor de valerte de tu propio entendimiento!). en otras palabras. este ‘saber positivo’ será un medio para la prescripción. por el consenso entre pares. de una u otra forma. en el idealismo del espíritu de Hegel (1991.Anteriormente expliqué cómo la ciencia se legitimaba por el consenso y la performatividad. pág. por último. y por la eficacia. deslegitima lo que supuestamente debía legitimar: el saber positivo (¿no es acaso contra él que luchaba 11 . la culminación es la emancipación del sujeto. la ciencia como material universitario que debe estar dirigido a la formación espiritual y moral de la nación (la idea de ciencia de Humboldt) (Ibíd). filosófica. al ‘derecho a la ciencia’.

se podría especular que simplemente las circunstancias de la época cambiaron la forma en que se legitimaba el saber.1. precisamente. Y de un enunciado prescriptivo no es posible inferir uno denotativo. por su pretención. pero por el recorrido que hemos hecho del texto. relato de emancipación’ (1991. simplemente ‘no es un saber’ (Ibíd). Lyotard a su vez reconoce que sus hipótesis son ilusorias. Es un conflicto de la misma naturaleza que el que expuse en § 2. 33). el de la filosofía legitimadora. el ‘ten el valor de valerte de tu propio entendimiento’. y juega sus propias jugadas (Ibíd). La deslegitimación de los grandes relatos ha ocurrido. Deslegitimación y juegos de lenguaje ‘El gran relato ha perdido su credibilidad. no hay discurso que legitime a éste último… termina siendo un ‘vulgar relato’ (Ibíd). el pensamiento hegeliano se convertía en un metarrelato de legitimación universal. Y aquí.Y finalmente. De esta forma. Cada juego de lenguaje es diferente. debido al auge de las técnicas y las tecnologías en el sistema capitalista (Ibíd). los fines justos. Sn embargo siempre queda por responder. ¿Qué sucede entonces cuando el saber especulativo se vuelca contra el saber científico y cuando el relato de emancipación ya no es creíble? § 5. esa es la sensación que deja en el lector: ¿qué relación hay entre el auge de la producción capitalista técnica y tecnológica y la caída de los grandes relatos? Esto no es explicado por el autor. si el saber especulativo piensa esto sobre el saber científico. Por otra parte. la deslegitimidad del relato de emancipación aparece cuando se juzgan sus lenguajes. es donde entran los juegos de lenguaje en la postmodernidad. pues él intentaba contener. sea cual sea el modo de unificación que se le haya asignado: relato especulativo. Cuando el saber positivo no acude a las reglas de juego que definen el saber en el saber especulativo. Pero lo que si deja en claro es la exposición de los ‘gérmenes de deslegitimación’ que ayudaron a la caída de los grandes relatos en la ‘contemporaneidad’.Hegel?). son enunciados que contienen ‘deber-ser’. ¿por qué exactamente ello derivó en el descreimiento de los metarrelatos? La ausencia de explicación causal deja un vacío que impide entender mayormente la condición postmoderna. y viceversa. 12 . Los relatos de emancipación son prescripciones que intentan legitimar al saber científico: la vida moral. Es por eso que la legitimación de uno en otro es una ficción. El metadiscurso totalizante abandona a las ciencias y ellas terminan por ‘independizarse’ y especializarse. y en efecto. pág. al mismo nivel del saber narrativo. Podría decirse que Lyotard parte de un hecho no expuesto en detalle. Concretamente cita el ejemplo del sistema idealista de Hegel. El primer relato que Lyotard analiza es el del saber especulativo. no un punto de vista. según Lyotard. sino todos los puntos de vista.

no puede legitimar a los demás juegos de lenguaje. si se la persigue aunque sólo sea un poco. el método de los juegos de lenguaje de Lyotard es totalizador: no hay lenguaje que no pueda contener. se ha hundido en el positivismo de tal o tal otro conocimiento particular. justamente. a todo el saber postmoderno. después de todo. 6. § Didáctica en la condición postmoderna El capítulo II Didáctica en la condición postmoderna del libro La humanidad como formación tiene como fin tratar. la filosofía especulativa o humanista solo anula sus funciones de legitimación. A su vez. 35). se podría concluir que ni en la modernidad ni en la ‘contemporaneidad’ la ciencia dejó los relatos. es decir. o reducción al estudio de lógicas o historias de las ideas allí donde ha desistido por realismo (Ibíd). 2010. las tecnologías de la información y la comunicación (TIC).Esta «deslegitimación». quizá. no obstante. Dejo. los savants se han convertido en científicos. Sin embargo. es cómo entender la didáctica en la condición postmoderna. Después de todo este largo viaje por el texto de Lyotard. abre el camino a una importante corriente de la postmodernidad: la ciencia juega su propio juego. si se amplía su alcance. 19). las tareas de investigación desmultiplicadas se convierten en tareas divididas en parcelas que nadie domina. el mundo de la vida tecnologizado. el de la emancipación no tiene nada que ver con la ciencia. y lo que hacen a la suya pensadores como Martín Buber y Emmanuel Lévinas.. pág. Hay juegos de lenguaje. Concretamente. es una idea que responde. la idea de ‘juegos de lenguaje’ abarca. En cierto sentido. lo que hace Wittgenstein a su manera. lo que explica la crisis que sufre allí donde pretende asumirlas todavía. aunque unos aparentemente se legitimaron mientras los metarrelatos de emancipación y saber especulativo iban corroyéndose ante el cambio de época. este texto está cruzado por un relato de emancipación que se resume con el lema: ¡educar contra Auschwitz! (Vargas G. Pero dejo la cuestión abierta. y por su parte. el proyecto del sistema-sujeto es un fracaso. Por ejemplo. cuál sería la consecuencia de la no-legitimación? Lyotard la plantea en los siguientes términos: Se puede sacar de este estallido una impresión pesimista: nadie habla todas esas lenguas. estos problemas. El campo de la didáctica es el escenario § 1. Pero ante todo no puede legitimarse en sí mima como suponía la especulación . Lo que interesa. ahora. el de la prescripción se le escapa. ¿Pero cuál sería la consecuencia de la anterior idea. no metarrelatos de legitimación (crisis de los relatos). la siguiente pregunta abierta: ¿y la doctrina de los juegos de lenguaje no podría ser caracterizada como relato o metarrelato? Claro que podría darse el pesimismo radical del que habló Lyotard y no existir ningún tipo de legitimación. pág. de una u otra forma. porque Auschwitz representó la barbarie de la ‘razón 13 . a la constitución universal del lenguaje mismo y podría verse como una forma de legitimación del saber especulativo. no hay ningún saber que no pueda encajar en esta idea de Wittgenstein. carecen de metalenguaje universal. y ‘nuevos lenguajes vienen a añadirse a los antiguos’ (1991.

En el texto. 58): en la competencia. pág. especialmente en el sistema educativo. conservar este ‘título’ en la educación significa la perpetuación. de una u otra forma. pág. pág. Además. entonces. 59). yo creería. de colaboración (2010. Lo anterior quiere decir que. en este contexto ‘los sujetos hacen visible y comparten con los demás sus horizontes para realizarlos conjuntamente’ (2010. que se dan en la intersubjetividad’ (Ibíd). 58) y la didáctica como una parte de la pedagogía que ‘enlaza el mundo de la vida y el mundo escolar’ (2010. no es permisible que hayan perdedores. ‘en esta perspectiva. la pedagogía se puede entender como formación (2010. sencillamente. Para sus autores. consecuencia esencial de la cooperación. una formación en la que la ‘propia existencia no tiene que ser anulación de la de ningún otro’ (Ibíd). Este relato de emancipación funda o fundamenta la formación: la pedagogía y la didáctica. se requiere pensar. gana el que tenga mejores habilidades para la circunstancia de la competencia. pág. 57). se ha de superar la mera subjetividad ‘para dar pasos a proyectos de construcción colectiva. un imperativo valorado como justo. en vez de competencia. unos ganan y otros pierden. pierde el que no las tenga. su genocidio y tortura representó la deshumanización del individuo (¡y no se quiere decir que esto únicamente pasó o pasa en Auschwitz!). de la relación entre el saber y poder en la Alemania nazi. El problema que intenta abordar el artículo es el de la competencia en la educación.instrumental’. 60). pág. ya no es escandaloso pensar que ni la pedagogía ni la didáctica son ciencias y no tienen epistemologías (pues no hay conocimiento científico que analizar). de naturaleza política. Entonces. para intentar un giro al asunto. En fin. En la condición postmoderna. pág. una valoración ética del asunto: no simplemente se señala que la competencia tiene esos efectos sino que su posición ética es que esta situación no es deseable. en fin. del auge de las técnicas. 59). por lo que la formación debe promover las prácticas pedagógicas y didácticas adecuadas para que se pueda habitar humanamente en mundo de la vida tecnologizado. que dirige los procesos de formación del individuo: no se quiere repetir Auschwitz. Así pues. no hay incredulidad total por los relatos: ha surgido contemporáneamente en la pedagogía nuevas formas del relato de emancipación para liberarnos de la violencia y la barbarie técnica. Es una prescripción moralizante. Si la pedagogía es una práctica. en la ‘condición postmoderna’. como se plantea en el texto. se da paso a otro juego de lenguaje diferente al denotativo: la pedagogía 14 . La pedagogía no es una ciencia sino un ‘proyecto de formación’ que intenta ‘dar contenido a los horizontes de ser’ a los sujetos (2010. la pedagogía se constituye como una práctica o un hacer’ (Ibíd) que se alimenta de las ciencias sociales y la filosofía de la educación. Hay. de los procesos sociales ocurridos en Auschwitz y Westerbrock (2010.

por el cambio de época: las sociedades informatizadas (en el texto: la emergencia de tecnologías computacionales). de donde desemboca su enseñabilidad. La didáctica más que una práctica en sí es el diseño del entorno en donde se da la práctica pedagógica. se convierte en ideal de formación. Como se ha visto. 62). es previsible que. sea cual sea el tipo de saber de la didáctica. la enseñabilidad de las ciencias en contextos escolares se constituye en enseñanza. requiere de dispositivos mediante los cuales pueda materializarse (2010.no describe los hechos educativos sino los prescribe en los anteriores términos. Por otra parte. hay un reconocimiento del cambio de época y la didáctica cambia su forma de saber mediante la creación y diseño de entornos virtuales de aprendizaje. Su estatuto como ciencia no se discute en el escrito. que se den por igual en todos los países). Este tipo de didáctica. Entonces. la cual. Entonces. entonces. una vez configurada. ésta también haya cambiado: ‘La didáctica en la condicitón postmoderna considera un cambio de paradigma en la pedagogía: de la enseñanza al aprendizaje’ (2010. pág. está sustentada en el relato. Es una forma refinada del deber-ser enfocada a la enseñanza. una jugada específica de este juego de lenguaje es la persuación y no la comprobación (Ibíd) (como si ocurre en los enunciados denotativos). como en la condición postmoderna hay cambios en relación con el saber. ¿Pero por qué este cambio de paradigma? Se respondería. pues. En palabras de Germán Vargas Guillén: (…) surgen cuando estas se preguntan por la forma de socializar sus resultados. La idea del cambio de paradigma en la didáctica es la de superar la idea del profesor que instruye sin contar con los medios para que los estudiantes puedan aprender y que mutila sus intereses (Ibíd) en el campo de las sociedades informatizadas. ‘la didáctica es una forma de tener acceso a las ciencias’ (2010. Se requiere. en lugares como Colombia no se da por sentado que la didáctica misma ya ha cambiado. Sin embargo. sino que hay que insertar (en este sentido pedagógico) las tecnologías computacionales al mundo de la vida (sin que ello signifique la completa reducción de la pedagogía a las mismas). 61). Pero ante la falta de homogeneización de estos procesos (es decir. las jugadas del juego de lenguaje pedagógico tienen que vérselas con el problema retórico: ‘¿cómo persuadir a los humanos…? ((Ibíd). idealmente: un profesor dispuesto a enseñar y un estudiante dispuesto a aprender. y en el relato se narra la historio de un sujeto específico que a su vez. pág. al igual que en la ética (y en general en cualquier tipo de enunciado prescriptivo). sin caer en la homogeneización. no es muy claro cómo la didáctica no pueda ser una ciencia. La enseñanza de la ciencia recae en el saber narrativo en donde la pedagogía es un proyecto de formación prescriptivo y la didáctica una manera de socializar los contenidos científicos. No obstante. resulta siendo una propuesta viable 15 . pág. 61). Ergo la responsabilidad de la enseñanza de la ciencia recaería en un juego de lenguaje que no es el denotativo.

alimentan gratuitamente la bibliografía usada en cada tema del foro. La referencia a sitios web con información de interés y con recursos bibliográficos. pág. 16 . desde luego). ha ido conquistando poco a poco estos terrenos. expertos. bases de datos y componentes multimedia que facilitan el aprendizaje y la comprensión de diversos temas. profesores. a cantidad de recursos multimedia como películas o videos. pág. a cargo del profesor Germán Vargas Guillén. en especial. Respecto a las anteriores tecnologías (escritura.(realizable) que intenta integrar las TIC a los procesos de formación: ‘parte del cambio de la enseñanza al aprendizaje está determinado por la emergencia de ellas’ (2010. incluso. mostrar cómo el saber pedagógico y didáctico cambia y sigue cambiando en las sociedades informatizadas. pero la batalla aún no termina. igualmente. la pugna por estos espacios es algo característico de la condición postmoderna cuando el saber es visto como mercancía y la libertad de compartir información se restringe cada vez más. además. entre los sujetos que interactúan en los ambientes – estudiantes. no interactúa con la autoridad del docente sino con el saber mismo (prefijado. invitados. más bien. La comunicación. 65). libros.. De cierta forma es un reconocimiento demostrativo a la ‘verdad’ del trabajo de Lyotard. Mi intención. televisión…) el diseño de entornos virtuales de aprendizaje en tecnologías computacionales tiene sus ventajas (y no se valora aquí si son buenas o malas sino que se las define en términos de eficiencia): La distribución de textos en formatos que pueden ser editados o manipulados por los usuarios. esta distribución se hace a bajos costos. llegar a regiones apartadas en tiempo casi inmediato. Sin embargo. en general. de cierta forma. prensa. en 2011 (y parte del 2012). He sido responsable de la implementación de estos entornos virtuales de aprendizaje con la creación de foros para el curso Metafísica del semestre II. Hay bibliotecas virtuales que. La simulación de fenómenos en formatos multimedia e interactivos facilitan. etc. y puede. a su vez. su comprensión. La filosofía. 64).(2010. Puede acceder. sincrónica y asincrónica. Es posible observar cómo en ellos la figura del docente queda enmascarada y el estudiante interactúa con el lenguaje introducido en los foros. radio. En este sentido la concepción de docente cambia pues parte de su preparación tiene que estar encaminada al uso adecuado de tecnologías computacionales en entornos virtuales de aprendizaje. no es valorar la pertinencia del uso de tecnologías computacionales en la educación sino.

(s.C. Recuperado el 2012 de Febrero de 12. y. Vargas G.-F. Recuperado el 28 de Enero de 2012.pdf Wittgenstein.f. postmodernamente.7 §. S.philosophia. Conclusiones Ya tejida la anterior red conceptual. §2. J. de Escuela de Filosofía Universidad ARCIS: http://www. 5) Hay una constante pugna entre el saber (que afecta a la pedagogía y a la didáctica). Tractatus logico-philosophicus. 3) La didáctica. La condición postmoderna. § 6. ya sea narrativo o científico. La humanización como formación. es posible que el problema de la didáctica en la condición postmoderna tenga sentido.I. La filosofía y la enseñanza de la filosofía en la condición postmoderna.cl/biblioteca/Wittgenstein/conferencia.: San Pablo / Universidad Pedagógica Nacional.E..pdf 17 . Conferencia sobre ética. L. Bogotá D. de philosophia. tal se comprende desde las siguientes premisas: 1) El campo de la didáctica en la condición postmoderna es la sociedad informatizada § 1. (1991). L. desde el ‘método’ de los juegos de lenguaje. Wittgenstein.cl / Edición electrónica de la Escuela de filosofía Universidad ARCIS: http://www. (s. estuvo asociada a un relato de legitimación (pedagógico). 2) la didáctica en la condición postmoderna puede definirse como un saber. Cuando se habla de la didáctica en la condición postmoderna. Buenos Aires: R. G. 4) Es posible abordar el problema retórico de la pedagogía y la didáctica.).philosophia. §3 y §4. § 5.). conceptualmente hablando. Bibliografía Lyotard. según se le legitime. (2010).cl/biblioteca/Wittgenstein/Tractatus%20logico-philosophicus.f.