Colegio Cardenal José María Caro.

Departamento Social
CONACE

La evidencia de los estudios
Los estudios bianuales de Conace en población escolar
desde 2001 han demostrado que:

La actitud de los padres ante las drogas es decisiva. Los hijos/as cuyos
padres y madres expresan abiertamente su rechazo a las drogas, tienen
menos posibilidades de "tentarse" que los de aquellos que no tienen una
actitud clara de oposición al consumo.
Las drogas en el hogar son un factor de alto riesgo. Cuando hay
personas en la casa que las consumen, aumenta la posibilidad de
consumo entre lo s hijos.
Adultos involucrados. Los adultos que saben dónde están sus hijos/as,
conocen a sus amigos/as, están atentos sobre cómo les va en la escuela
y comparten momentos juntos, tienen hijos/as con menor probabilidad
de consumir drogas.

Guía paso a paso para abordar el problema de
las drogas en la familia
Qué hacer si...
 Sospecho que mi
consumiendo drogas

hijo

está

Sé que mi hijo está consumiendo
drogas

Cómo hablar de drogas en familia
 Situaciones
que facilitan la
conversación

Consejos para hablar de drogas
con los hijos según su edad

SOSPECHO que mi hijo está consumiendo drogas
Si piensa que su hijo o hija probablemente está consumiendo drogas o alcohol:

Observe su comportamiento, preste atención a sus actividades,
demuestre interés y convérsele. Escuche sus opiniones sobre los temas
que puedan inquietarle y conózcalo mejor.

Infórmese sobre los distintos efectos de las drogas.

Hable claramente sobre su sospecha. El esfuerzo que haga ahora en
abrir canales de conversación con sus hijos puede hacer una gran
diferencia sobre lo que venga.

Es recomendable que busque una instancia tranquila y alejada de lo cotidiano
para acercarse a su hijo y conversar acerca de sus ideas, motivaciones,
conflictos
o
intereses.
Si nunca lo ha hecho, quizás necesite aproximarse más de una vez para que el
joven entre en confianza.

aunque también es posible que no sea así. Recuerde que muchas de las señales de uso de drogas o alcohol pueden ser conductas normales en el comportamiento de los adolescentes cuando están solos. Desaparición de objetos o dinero de la casa. busque junto a él una solución que evite seguir en esa situación. cansado y descuidado en su aspecto personal? ¿Se ha vuelto agresivo e irritable con todos? ¿Parece descontento o poco feliz en comparación a como era antes? ¿Prefiere estar fuera de casa y ya no se preocupa tanto por su familia? ¿Ha cambiado a sus antiguos amigos? ¿Transgrede de manera permanente las reglas que se le imponen? ¿Está descuidando sus responsabilidades.Colegio Cardenal José María Caro. Cuestionario de observación de conductas A continuación le presentamos un cuestionario de observación de conductas que puede ayudarle a descubrir un posible consumo de drogas de su hijo. ¿Cómo descubrir si mi hijo está consumiendo drogas? Si sospecha que su hijo puede estar consumiendo drogas. envases de fármacos. Otras señales    Posesión de accesorios que tienen que ver con drogas: papelillos. Tenga claro que una respuesta afirmativa a alguna de estas preguntas no asegura que su hijo esté consumiendo. Olor a droga y posesión de ésta. deprimido. Por eso es clave conversar. Departamento Social CONACE  Si su hijo le confiesa que está consumiendo. pipas y gotas para los ojos. Los cambios de humor o del comportamiento son normales durante la adolescencia: es una transición de la niñez a la edad adulta. podrá ayudar de una mejor manera. no se desespere y recuerde que. puede que exista consumo. con comprensión. Si tiene más de seis respuestas afirmativas (especialmente las últimas).            ¿Su hijo se muestra retraído. para confirmar qué está pasando realmente. ya sea en su hogar o en la escuela? ¿Ha bajado sus notas en comparación con su rendimiento habitual? ¿Ha perdido interés en sus actividades y pasatiempos favoritos? ¿Ha cambiado sus hábitos de comer o vestir? ¿Ha mentido para encubrir pérdidas de dinero u objetos de valor? .

En caso de tener un pariente con problemas de drogadicción. por sus amigos y dele espacio para que se desahogue. mayores son las probabilidades de desarrollar una dependencia a largo plazo. Pregúntele por lo que está viviendo. buscar soluciones. poner límites. Permita que lleve a sus amigos a la casa y comparta sus actividades. ya que conlleva graves riesgos para la vida y el organismo.Colegio Cardenal José María Caro. pida ayuda. por un lado. Intente comprender lo que le ocurre a su hijo y por qué entró al mundo de las drogas. Puede explicarle que cuando se es adolescente. Si hay problemas asociados al consumo. el consumo de alcohol tiene más riesgos porque. mientras más temprano se inicia el consumo. Infórmese fidedignamente y explíquele los efectos que tienen las drogas a largo plazo. atiéndalo y cuídelo hasta que se recupere. Trate de manejar el problema si está a tiempo. Se trata de un problema serio. Comunique su desaprobación ante esta conducta. hay que asumir que éstos existen. sin tomar una actitud persecutoria. actúe inmediatamente en forma firme. clara y honesta. porque se trata de un factor de riesgo que también puede afectarle. Preocúpese de lo que hace y a dónde va. Eso significa atreverse a hablar sobre ello. . Si el problema continúa o cree que es demasiado grande como para enfrentarlo solo. pero comprensiva. Sostenga una postura firme y clara de oposición al consumo y transmítale el mensaje de que experimentar con drogas no le hace bien. por otro. disponible las 24 horas del día. la frustración y la rabia. solicitar ayuda y afrontar la pena. estimule su capacidad de decisión. por lo que es una buena ocasión para hablar con su hijo sobre este tema. Si sale de su control. su cuerpo es más vulnerable a los efectos y. Departamento Social CONACE Sé que mi hijo está consumiendo drogas Si detecta consumo. Cuando tenga evidencias claras:        Converse con su hijo al respecto de manera seria. de resistencia ante la presión social y de selección para escoger sus amistades y panoramas. indíquele a su hijo que debe cuidarse el doble. vaya a un centro especializado. culposa o irónica. Ofrézcale su ayuda en lo que necesite para dejar el consumo. Al tiempo. ¿Qué hacer si mi hijo llega ebrio a casa?    Primero. busque ayuda profesional o llame a Fonodrogas de Conace 188 800 100 800 desde red fija y 800 22 18 18 desde teléfonos móviles.

Procurar tener buena comunicación y confianza entre los miembros de la familia. En caso de que ocurra reiteradamente. realizar paseos. Situaciones que favorecen la conversación              Tener normas y límites claros. acuda al consultorio más cercano o pida orientación al Fonodrogas de Conace 188 800 100 800 desde red fija y 800 22 18 18 desde teléfonos móviles. Ser respetuosos. adviértale a su hijo que tenga más cuidado. Cómo hablar de drogas en familia Es fundamental enseñar a nuestros hijos desde pequeños la importancia de cuidarse a sí mismos (autocuidado) y hablarles a tiempo sobre las drogas. Afrontar los problemas. Mientras antes se aborde el tema. pero flexibles. no gritar. Establezca límites claros. No consumir drogas en la casa. Si el problema persiste. un servicio gratuito. Si hay algún familiar con problemas del alcohol. Tener una clara actitud de rechazo hacia el consumo. La información que le entregue debe ser acorde a su etapa de desarrollo. Manifestar interés por las cosas que suceden a los miembros de la familia. Involucrarse en las vida de los hijos. preocúpese de sus actividades y preste atención a sus vivencias. la escuela o el trabajo. para que comprendan que son dañinas para la salud. Conversar abiertamente sobre las cosas que pasan en el barrio. entre otras). Deje que explique sus problemas. que aumenta la probabilidad de que él también sea dependiente. hacer deporte. Fomentar el sentido del humor. ya que se trata de un factor de riesgo. anónimo y confidencial.Colegio Cardenal José María Caro. estarán mejor preparados para tomar decisiones acertadas y evitar su consumo. ni recurrir a la violencia. Comer y realizar actividades en conjunto (ver y comentar películas. Departamento Social CONACE    Sea comprensivo y escuche sus razones. En general. Los amigos son bienvenidos en la casa. Saber los efectos de las drogas y conversar sobre ello. Pregúntele qué es lo que está viviendo en lo personal y en relación a sus amistades. aborde el tema para detener el consumo. Se debe prescindir de su uso para tener una vida sana en todas las etapas de la vida. Consejos para hablar de drogas con los hijos según su edad De tres a seis años de edad (preescolar) . ser alegres.

autonomía y seguridad. como los detergentes. Departamento Social CONACE A esta edad. todo esto le ayudará a fortalecer y desarrollar su confianza. La demostración de afecto es el refuerzo más importante para que ellos aprendan. sus compañeros de juego le ayudarán a fortalecer su autoestima. que los aceptan tal cual son y que los quieren mucho. incluso si no son de su agrado. a través de abrazos.  Hágase el tiempo de jugar. Esto les ayudará a crear una relación fuerte de cariño y confianza. felicitaciones. los jarabes. felicitándolo cuando haga algo bien. Sus padres y madres son las personas más importantes para ellos. principalmente la escuela y amigos. Escoger su propia ropa. por lo que sus opiniones acerca de lo que “está bien” o “está mal” tiene un gran impacto. las colillas de cigarro. sus actividades. Ayúdelos a diferenciar y aprender que existen sustancias u objetos que "le hacen bien". Destaque el esfuerzo y no sólo los logros. los niños demuestran gran interés por el mundo que está fuera de su familia y de su casa. Anímelo a preguntar cuando no sepa algo. ayúdele a resolver el problema. Esta es una buena etapa para poner en práctica la habilidad de tomar decisiones y solucionar pequeños problemas. y otros que "le hacen mal".Colegio Cardenal José María Caro. ¿De qué forma podemos apoyarlos?  Demuéstreles con cariño que como padres siempre estarán cerca de ellos. . De siete a 10 años de edad (escolar) A esta edad.  Desarrolle en ellos la capacidad de elegir y tomar sus propias decisiones. conversar y compartir con ellos.  Explíqueles que hay cosas que ayudan a su salud y le hacen ser más fuertes y sanos. siempre y cuando se acompañe con el ejemplo. Háganselo saber física y verbalmente.  Incentívelos a desarrollar ciertos hábitos y rutinas diarias tales como horarios de comidas. Esto les da seguridad. elogios. entretención. tales como “alimentos sanos” versus “comida chatarra”. las actitudes y hábitos que los niños aprenden tienen gran influencia en las decisiones que tomarán cuando sean más grandes. de acuerdo a su edad. no deben tomar o probar nada sin el permiso o la supervisión de un adulto. Por lo tanto. siesta.  Si el niño se siente frustrado. lo cual los ayudará a aprender a expresar su opinión y decir no cuando se vean enfrentados a situaciones de riesgo.

 Explicarles que los adultos pueden beber alcohol de manera moderada. en algunos casos. preguntar y plantear sus opiniones. pero que no conveniente que los niños lo consuman ni siquiera en dosis pequeñas y que el abuso en su consumo trae consecuencias para la salud. Éste es un momento propicio para hablar sobre los efectos del consumo de drogas. pueden consultar en el establecimiento para acceder a ellos.Colegio Cardenal José María Caro. cómo las drogas afectan y dañan nuestro cuerpo. por lo que es posible que estén participando en ellos. dado que entre los 13 y 14 años es la edad en que. necesitan sentirse .  La opinión de los padres sigue teniendo gran importancia para ellos. Pueden sentirse fascinados por saber cómo funciona el cuerpo y cómo las drogas afectan al cerebro y otros órganos. Es una etapa en la que comienzan a distanciarse de la familia. se registra el inicio en el consumo experimental de las drogas. es decir.  Éstos contemplan actividades con los padres y apoderados. nos pueden hacer enfermar e incluso llevarnos a la muerte. pero resultan dañinos si son mal utilizados. NO deben manipular o probar sustancias desconocidas. convertirse en un hábito muy difícil de abandonar y. la marihuana y otras drogas afectan la salud y tienen consecuencias graves. existen programas de prevención de drogas que CONACE entrega gratuitamente. por ejemplo. Por lo tanto. y constituyen una buena oportunidad para participar y conversar con sus hijos sobre estos temas. Y es recomendable no tomar medicamentos delante de ellos. interesándose en aprender.  Decirles que los medicamentos que receta un doctor y son administrados por un adulto. por lo que es fundamental seguir fomentando una relación cercana. pueden ayudar en caso de enfermedad. que pueden generar adicción. En muchos colegios de Chile. Departamento Social CONACE Pueden mantener conversaciones más complejas. según los estudios. De 11 a 14 años de edad (preadolescente) Esta edad es fundamentalmente crítica y relevante en el tema de la prevención. Es bueno comentarles. Qué y cómo explicarles  Que el tabaco. Están más conscientes del peligro y del concepto de la muerte. Si no es así. el alcohol.

en su vida toda. y aún cuando se pruebe por curiosidad o por experimentar. que les puede afectar sus vidas. para probar alguna droga como el tabaco. accidentes automovilísticos. estableciendo límites y normas claros. la incomunicación. pero tradicionalmente su inicio se sitúa alrededor de los 13 y 14 años y su término en los 18 a 19 años o incluso más. robo y delincuencia. dado que pueden ser influenciados. la opinión y el modelo de los padres sigue teniendo un gran impacto en sus actos y decisiones. Esto a veces puede resultar riesgoso. De 14 a 19 años (adolescente) La adolescencia comprende un rango de edad que varía de persona en persona y de cultura en cultura. Sin embargo. Los padres deben preparar a sus hijos para enfrentar estas situaciones. entregando apoyo y orientación. pero favoreciendo.Colegio Cardenal José María Caro. Mitos e ideas equivocadas sobre el consumo de alcohol. en el deporte. Problemas que provoca a los familiares y a su barrio o comunidad. está muy asociada al consumo de otras drogas de mayor riesgo en el mediano plazo. Departamento Social CONACE “distintos” para descubrir realmente sus intereses. generalmente. En esta etapa es necesario aclararles ciertos conceptos para que tengan conocimientos más precisos:      Efectos inmediatos de la marihuana y otras drogas en su cuerpo. tabaco y otras drogas. incluso. hacerles perder el control e. El grupo de amigos pasa a tener gran importancia. En esta etapa. Por ejemplo. Es una edad propicia para hablar directamente con ellos acerca de las drogas y sus consecuencias. marihuana. Consecuencias a futuro que tiene el consumo de drogas. dependiendo del tipo de sociedad en que se vive. inicialmente. mente y conducta. “los niños que fuman son más choros” o “se pasa mejor con ‘copete’”. . alcohol. y cómo puede afectar el rendimiento en la escuela. Solo así podrán estar preparados para resistir la influencia del grupo con decisión y firmeza. tienden a identificarse y buscar modelos en los jóvenes mayores. Es necesario que los padres puedan ir adaptándose a sus cambios. Drogas de inicio: explicarles que la marihuana es. ocasionarles la muerte. para que sepan que estas sustancias son perjudiciales y adictivas. porque crean adicción y pueden llegar a transformarse en una adicción o drogodependencia. quiénes son y “probarse” a sí mismos y vivir situaciones nuevas. rupturas familiares. una de esas drogas. la autonomía e independencia. Señalarles los efectos negativos de su consumo. al mismo tiempo. tales como la violencia.

Si existe una relación de confianza y comunicación mutua. amigos. supervisión y control. Asimismo. los cambios físicos y psicológicos se intensifican y el grupo de amigos pasa a ser lo más importante. búsquedas. la familia.Colegio Cardenal José María Caro. La adolescencia es un período muy importante. dificultades. es importante mantener una postura de clara oposición al consumo. Si su hijo le comenta que ha probado marihuana. Entender que en esta etapa tienden a experimentar vivencias nuevas. se toman decisiones que comprometen el futuro. Que incluso el consumo no abusivo (ocasional) puede tener consecuencias graves y permanentes. ya que significa dejar atrás la niñez y lograr la adultez. Aun cuando en la adolescencia los jóvenes requieren grados crecientes de autonomía y demostración de confianza en su capacidad para tomar sus propias decisiones. difieren los contextos en que el adolescente crece y se desarrolla. etcétera. muchos experimentan el primer amor y también sienten inseguridades. paralelamente necesitan apoyo. Departamento Social CONACE Se estima que se deja de ser adolescente cuando se logra la independencia personal y la madurez sexual. Cómo abordarlo    Reiterarles que cualquier persona puede convertirse en un potencial consumidor crónico o adicto.y la opción de tomar buenas decisiones que los benefician tanto a ellos como a quienes lo rodean: sus hermanos. comunidad y sociedad en general. Durante esta etapa. Cada joven es distinto y vivencia esta etapa en forma particular y con diferencias en los ritmos de maduración y en la intensidad con que se abordan los grandes desafíos. pero con una actitud abierta al diálogo y comprensión. culturales o deportivas que signifiquen un estilo de vida saludable. ya que puede significar el inicio de una actitud de evasión frente a las tareas y conflictos que existen en la realidad y aumenta las probabilidades de consumir y abusar de las drogas en el futuro. se sentirán alentados a confidenciar sus vivencias sin sentirse amenazados. porque satisface la necesidad de los adolescentes de sentirse comprendidos. solidarias o de aporte a la comunidad. Se experimentan sentimientos muy profundos en relación con los amigos. Esto reforzará su autoimagen -muy importante en esta etapa. Estimularlos a que participen en actividades sociales. padres. . como por ejemplo riesgos de accidentes. recreativas. El consumo de drogas es especialmente riesgoso en esta etapa. cercanía afectiva. pocas ganas de hacer cosas o hacer otras que “no harías en tu sano juicio”. Es fundamental en el desarrollo de las personas. escuela.

Departamento Social CONACE CONTROL NACIONAL PARA EL CONTROL DE ESTUPEFACIENTES .Colegio Cardenal José María Caro.