You are on page 1of 11

ETIENNE GILSON: ELARTE

DE SER TOMISTA

PEDRO JAVIER MOYA

OBRADORS

El un iversal reconoci!TI iento de Etiénne Gi Ison (1884-1978), como
- de los historiadores de la Filosofía con más prestigio en nuestro
__ién concluido siglo XX, le ha permitido ocupar un merecido puesto
::-e los tomistas de nuestra época. Su acalorada participación
en los
eras decenios del siglo pasado en las controversias sobre la posibi~ d Y licitud de la existencia de la filosofía cristiana, o la publicación
- su obra más conocida: El Tomismo. Introducción a lafilosofía de
-o Tomás de Aquino, le han situado entre aquellos filósofos J1ama= neotomistas,
representantes de un neo-escolasticismo
que pretennovar los estudios acerca de la filosofía de Santo Tomás, tras el
- Iso que dio a los mismos la promulgación de la encíclicaAeterni
~·5.

~in embargo, y precisamente por el reconocimiento a su labor como
:-lriador, no se ha tenido en cuenta la enorme trascendencia de su
_= igación fi losófica -y no meramente
histórica- sobre la obra de
- Tomás. Basta consultar cualquiera de las innumerables bibliogra:obre el tomismo, para comprobar que su nombre aparece más
casamente, como si se quisiera dar a entender que en su trabajo
--sroriador de la fi losofía, Etiénne G iIson hubiera considerado a san- más de Aquino digno de ocupar un puesto más entre los autores
evales tratados por él. Pero no es así. La voluminosa obra de Gilson,
_ orrido el camino que va de la historia de la filosofía a la filosofía,
le ha concedido un extraordinario sentido especial para interpre.-\quinate, de tal modo que le ha identificado con él en doctrina y
_ . en estilo y en método, en amor a la verdad y en huida del error.
''" isamente en su último artículo, a punto de cumplir noventa años,

p. en la doctrina del Maestro. Obsesionado desde mis años jóvenes por el ser y su importancia primordial. l. Elementos de FilosoFa Cristiana. ha alimentado mis reflexiones de largos años. Ibid. 249. porque lo contrario sería insultar su memoria. española en Espíritu 33 ( t 992) pp. Madrid. en su biografía intelectual. [ADH DLMA] 22 ( 1973). pp. si hubiera estado seguro de hacer comprender que por ello no entendía otra cosa que lo que. española: El Filósofo y la Teología. 1962.4 saber con exactitud lo que dijo. y sigue denunciando el peligro de considerarse tomista sin aceptar elementos clave de su obra filosófica y teológica. Achives d'histoire doctrinale et litéraire du Moyen Age.3 y \a prirnera exigencia para ser discípulo de santo Tomás es conocer su doctrina. Trad. Paris. Trad. Fuera de allí están en seco y no pasa tiempo sin que vuelvan a ella. Se puede ir más allá del santo y se puede ampliar su visión en algún aspecto. Siempre se aprende algo nuevo de él». Es que en ella encontraron su medio natural. Por eso hay que volver a santo Tomás como verdadera fuente de sí mismo. . pero en ello reside uno de los encantos de una vida consumida en compañía del Doctor Universal de la Iglesia. Y lo decía de esta forma: «Casi habría cedido a la tentación de titular estas notas "Mi Santo Tomás de Aquino".524 PEDRO JAVIER MOYA OBRADORS Gi lson reivindicaba para sí el título de tomista en un sentido que escapaba ya de las consideraciones oficiales o de las meras etiquetas de escuela. pero no se pueden vulnerar sus principios porque el resultado ya no es susceptible de ser llamado tom ismo.todo partía de su noción y a ella volvía todo». Los discípulos de santo Tomás. Le Philosophe et la Théologie. ' 4. porque los ríos que salieron de esta fuente. Y hay que hacerla con energía. donde la respiración les resulta más fácil y el mOlimiento más cómodo». 10 3. 243ss. no me he podido separar de Tomás de Aquino desde el día en que comprendí que -también para él. 1960. p. Madrid. 2." Y esto es precisamente lo que años antes.\ Su cercanía e identifcación con el Aquinate llega incluso a expresarla diciendo que «el detallado estudio de Santo Tomás realmente no tiene fin. Por eso Gilson denunció con fuerza la manipulación del pensamiento del Aquinate desde el principio. 567-789. mostraron enseguida que no estaban exentos de errores de interpretación que en el futuro serían extraordinariamente nocivos. 1970. «se sieJiten en la Suma Teológica como peces en el agua. había definido como el título de nuestra comunicación: el arte de ser tomista. «Eléments d'une métaphysique thomiste de I'etre».

m[c(eo centrar de (a sÍnte- sis de santoTomás. os. se excluyen por eso mismo de la auténtica tradición tomista». p.6 Según O j /SOI1. Este desplazamiento del esse empieza a llevarse a cabo en tiempos _f anos a. tan relacionada con ella. rop.Etie/1I1e Gilso~.yjÓll de k? O/ll%glc1 1011115'&óéls(a -?xtender a fa noción de ente en cuanto ente.. 107. para obtener una correC/c7 y J. esto es especialmente dos 800ec1os //7. y es por ello por lo que también en este tema se produce un oscurecimiento después de santo Tomás.8 y ~-táya la" a olle a que puede /levar al tomismo por caminos extraños D .p 1 cesa. se pupede. .s Se puede decir que los errores en la comprensión de la auténtica doctrina del Aquinate están representados por uno 010: el papel del esse.« senCla y eXIstencia so 1 d t I OS Cosas Istlntas realmente».pO/7. alllp ona. 1979. Hemos advertido ya que en torno a este tema gira la radicalidad de la filosofía tomista. es que la esencia e . hasta Suárez.Cayetano y otros. essence. Oilson realiza un extenso trabajo crítico que _desde 01~de Roma. pamploena. p. nota . «de ahí que todas las doctrinas que atribuyen a la esencia un esse essentiae que le es propio. A ella corresponde la Eléments» -. d~~~~:~ :~. :c :m embargo. ---15~1.E ' . como un acto de la esencia.ETIENNE GILSON: EL ARTE DE SER TOMISTA Para Oi/son. . . una cosa es la esencia y otra cosa es la exis d' . DIgamos estrictamente que para Oils :~maRcentral elY'atamiento la controversia ~~lt:: _10 omano yenEnnque de O t de la cuestión ' . Taranta 1 '. GILSON E H'·. 17. . Pero no vamos a en_a fondo en este anallsls. discípulo directo de santo Tomás. r. JelJ1g and Some Phifosophers. TI~o~n.. l' d . el enfes. an e a proposlto de la estructura metatl7 :a EEgidi~Rom~no. . o.e~~~:~S~~l~~~~~i~e. 1969.santo Tomás. ndo pOI Scoto. I esumen de las Investigaciones de . p . y que el acto . y después en su versión inglesa.s6: =0 este punto.tradUCIr espontáneamente 31'1S.senfia el esse sllnf dllae res realiter dlff< " . las conclusiones válidas fa cada sustancia en particular. C/f.7.7/7/eJ:' 525 cierto cuando nos referimos 8 k? c70C//7/70 oé/ sd.«otra cosa». Lo que dice Santo __ alilld que la esencia Pero ns a 1Zl que el acto ?e ser..bett~. La verslOn Inglesa preastel/ana: El Ser v los Filósof< . Gilson ha tratado extensamente este aspeCtO: Primero en L 'are et 1 'essence. L 'é/~'e et l'.gr. :fel ser finito. y la doctrina del conocimiento. ¡stOI y oI CJmsf/an Philosophy in the Middl A oo.. Cfr . .. anas modificaciones respecto de la fl'~n949.

11 En resumen. no la esencia del ser sino el acto de esa esencia. se apresura a decir que ante todo ha. Consecuentemente.9 Hasta el siglo XVII co. Y se pregunta déspués qué podría añadir la existencia actual a un ser ya existente».n Suárez. es decir.526 PEDRO JAVIER MOYA OBRADORS a santo Tomás y que Gilson va a denunciar. Se está atribuyendo pues al Aquinate una doctrina que no es la suya. Mientras que para santo Tomás sin el esse el ente no e un ente.. que hablar del tomismo tal como es: «Se trata pues de saber si el tomismo. entre la esencia y el esse.e todo el mundo. o sea. sino lo que puede existir.12 Por esto. se puede afirmar que lo que se ha hecho aquí es suprimir el actus essendi. puede entrar en conversaciones con los existencialismos contemporáneos». concebido como una doctrina en que el esse actualis existentia es. para Wolff el ente es un ente sin la existencia». . que fue continuado en Scoto y que luego seguirá Cayetano. todo aquello a lo cual no le repugna existir. Comienza por identiJicar ser con esencia.IO Pero cuando en Suárez parece recuperarse para la esencia su intrínseca relación al esse. se llevará a cabo el divorcio comenzado ya por Avicena. cuando estudia Gilson la relación que tiene esta filosofía del ser con el existencialismo. lo que ejerce el acto de ser (esse habens). y esto se ve más claramente en la obra de Wolff con la que culmina el esencialismo: «El ente no designa ya lo que existe. concibe todos los seres actuales simplemente como diversas esencias plenamente actualizadas. el análisis detenido demuestra que la separación de santo Tomás es todavía más radical: «Parece claro lo que está sucediendo en la mente de Suárez.13 Porqu dentro del mundo tomista no es éste el tomismo d. según la óptica de santo Tomás.

:=.. op. Para Gilson.allzaclOn del ente. cit.8. ] que ha satisfecho a generaciones enteras de teólo. etano.!:as profundamente tom ista. como 2::: la esencia o quiddidad o naturaleza.de santo Tomás.esenciamisma.l ad4."ya se está -5 de santo Tomás..S. para . SlI/I//I/O.10 del esse o a la distinción real de esencia y existencia. que es explicable por la dificultad que en_- ::' . Aunque se le presente como tal.I.·a ti laso fía no ten ía más que acoger a este monstruo aristotél ico ~s I esse concebido en el interior mismo de la sustancia. y Suárez rechaza la distinción. Elemel1fS d'une métaphysique .:. E. u~ es .C~r.. Pera . '" "S este el lugar para hacer un análisis de dichos manuales..22y 14. una palabra: despojado el tomismo del acto de ser..Gent.Th.ETIENNE G/LSON: EL ARTE DE SER TOMISTA Cayetano sostenía frente a Scoto la distinción tomista de esencia encia. .S... y en su propio orden más que la forma misma de la que es acto». los géneros o las causas. ya no es santo -:más.p.'~ 2. pero también pobre en con:: pobreza ~ue podría llevar incluso a la negación u oscurecimien. y más allá de la.c..l.0 de ser [.~n breve y rápido estudio de la consideración que en ellos se da . uno de los más preciaras comen.. _. es el ejemplo perfecto de /0 que puede ser UIJ tom ismo sin _.146.:. «La obra de -::. En casi todos ellos aparece . Cada cosa posee en sí misma un acto de ser propio y distinto de : TOS.~Iser. ON.a. y esto es lo que Gilson siempre quiso denunciar.15 -:::i esto dice Gilson de Cayetano. cuyo comentario ha sustituido tan frecuentemente al texto .q. El análisis metafísico de lo real lleva a situar en elcorazón 527 y exisque un punto a mismo . 10 del ente escaso en la extensión. El existir es la raíz misma del ser. 34. con mayor amargura lo constata en los ma- -= de ti lo~ofía esc~lásti~~ de principios de siglo en los que se prostudl? de I~ ~t1osofla ad mentem saneti Thol1we. ::.es tesis fundamentales: 1. Scoto ve en la existencia un modo de la esencia más a to.-~~nt~ de que se despacha en muy pocas páginas el estudio del I mismo para pasar inmediatamente a considerar las propieda~te y los trascendentales. . cuando en e esta perVllilendo lo más profundo del corazón del tomismo. el auténtico tomismo se puede reducir en este . p. un acto primitivo de la esencia -ue es el acto mismo de existir.

sed actum essendi. cu ius actus est es: vel quidquid habet actum essendi. nequ( existentiam raepresentat. Pero nótese que también para él es actual el ente que está en actc en la mente y que se llama ente ideal: «neque essentiam.c. tum iI1ud. y no se confunda :3 existencia con la esencia existente o con la ese.S3. No obstante. como si esé tener el actus essendi de algún modo (quomJ11odo). « Ens.. sive actualitaterr com munem essentiae et existentiae». p. p. cit. . estuviera igualmente considerado respecto de la capacidad para tenerlc que del hecho mismo de tenerlo.] denotat tantum aptitudinem ad recipiendum ir se actum. Sanseverino titula el artículo 1 De notione entis et de eius distinctione del capítulo 1 de su Ontologia: in possibile el reale. Nápoles.166. «Ens actualE [.uod actus essendi habet dumtaxat in potentia». cit. Y por eso divide el ente en posible) real: «Ens possibile [oo. El acto de ser puede llamarse existencia.\oc\a\\c. p.0 . pues es((' realidad sería el ente.'9 Así pues. p.13.¡\.. GARCiA LOPEZ.\\c\" certa specie rerum collocatur vel id pero quod res est id quod est ac ceteris rebus discriminatur». op.34. q. Tomás de Ac¡ltino. ut strictus cum Sancti Thoma loquamur.I? Pero a continuación añade: «Quod si ens est illud. siempre que se tenga cuenta que es un acto (acto de ser o acto de existir). El Ser y losji'/ósofos.. J. IS' philosophiCle vol. \a esenc\a \a c\e'\\ne 'Sanse'J er\no \:'0\\. Ibid. 17. p. 20. lo cual no representa ningún problema si se está reo riendo a la existencia como hecho. E. quos actum essendi iam actu habet. o aquello que tiene el acto de ser». Y define así lo que es el ente: «Aquello cuyo acto es el ser.».» Cfr. C. quo quocumque modo habetactum essendi. Madrid. SANSEVERINO. 20.. 19. Institutiones seu elemer christiCl/1Cle CUI1I anlic¡uCI el nova comparata.¡\. 19S5. IS. 16. Cfr. 5 n.úc\ c. S n. n.IS Con ello se observa cómo se está distinguiendo entre la existencia: el actus essendi. IV. hay que añadir que al definir la esencia dice: t(:: essentiae vel simpliciter essentia definituroo.icia existiendo. Parece pues. seu perfectalT habet». 16 En su Philosophia christiana.oo] prout ilIam aptitud inem iam actu determ inatam. Maestro Orden.. hoc est aliquam perfectionem seu formam».528 PEDRO JAVIER MOYA OBRADORS cuentra la razón humana para comprender lo que de la realidad permanece impenetrable a sus conceptos abstractos. op.2o E igualmente la existencia como «act\ GILSON. id.7. ens dicendum cum illud.

n. vel id: quo res In ~IOPll~a «ultirr 25 .\e\\os\e'.S sive essentla. ETIENNE . .. al !TI -~nte.~ 111 ir' la eXistencia como.'No se estala . . "'1 ara ser actua \' Iza- it~~¡:L~r:vel brev.~"""~~~. 3. ~~~~~~. tas definiciones afectan después.•. 'endl . . ~e c. t TI est' bre.. 'la sianifica «actualem exercltlum eIUS». :~op.. ~~"" ~ '\. . . '" '''''' . ctual ¡dad de la esenCia... Liberatore.-. . . de más que dudosa auten son expresiones e h '1 _3-dE~lIueao el ~'atado de M. . p..ia extl-a ".. lnst/tutlOne p hilosophicae..::~~i:~t~s:~t~aue ~ ~..Id q DE SER TOMISTA . 'd quo res actu slst.ndi vel competit vel competere posset).. ... .•. d e 1a n ada a la es lo que ¿ defllle como . .sltua a. alem denotat existentlam».. íd.•.13.. .\osQ.. ."-'-~~ .. " natura I ~ ~ns est id quod est.' ".. t'. EL est íitas vel essentiae)). ~ ex~sten~t.~~ ~""""~~~ §&.••. . \ a prtmacl ' 'a es la esencia . ~\\\It\\\\Jlj\. Roma.. '. n Este ente se puede tomar como partlcl~l~ y CO~TIO 't' . y el ~nte ... ."naoa. . d S U' ~~a enttS seu I . 35. .-=>arece equecomon p~les comOolTIsbi t~:.lae.l.~u~¡:i~~ll~do<que el ente en pot~~~. o como aquel do por elaetus ~s~le al ens reale..~od satisfit quaestion: qLlld est~). M.. «solum denotat id quod illi exercltlo aE Ut . ::íd. 'lum Liad res seu e ssent. sumptum . . .27I.529 ARTE .\e qUIen tiene Da la impresión que el ente ideal es el qU.\e -u'ia a\)ü~uó 'iaes\a~~~~~..S = fine de este modo: «Ens idem sonat atque Id quod e " .p. ::-10 pal tClp b .. . .~~~~~~~ ac/uale que CqUlV~ '".encl ~lClplum '24lit De ah í que e 1 ente rea «prou 1-efertl 21m essenttam».•••..a !a~ d~ esencl: dirá que el ente tomado como p~rtlclplO 'a y tomado como nombre dice solo laIncIL~~a' ese . lnstitution~s p IO... eXlstere po t e st» d" s quod vel existit vel saltem IClmu . 'nclLldit e exercltlum . \ ~ .. GILSON: .' so lo puede ser -en eS severtn.\.17 ==- . \.' . Queoan ~a CjO.tur In SelpSO). Ibíd.•.•.hl . tuela . n. lo detlne t~l saQ..~:dimiento? El ens (. :. n..mERAioRE. eXIsten .\.e puede e de razón el producido por el Int~lecto.

225. n. para Suárez la esencia real es aquella apta para existir realmente. Reinstadler comienza definiendo el ente de esta manera: «En. no se puede uno llamar tomista sin admitir esto. 1.S. que parece no pod . TM. Po. autor de otro famoso manuin usu de filosofía tomista: Cfr..28 y de aquí pasa a la distinción de esencia y existencia. . 1882. ZIGGLlARA. qua sci Iicet res ta lis vel -~ essentiae habet ut revera exsistat».. cit. de S. _. Friburgo.530 PEDRO JAVIER MOYA OBRADORS competer el acto de existir.] et hoc vocatur esserltia. Como puede observarse fácilm -están hechas las descripciones de tal manera. Esta definición la toma de Ziggliara. 23 l.l.. 19~ p. maxime indeterminatus. Cfr. Por eso. 26. vel Ens est aliquid a. quod exsistit vel saltem existere potest. el espacio dedicado al ente es mucho menor que en los anteriores. tiene existencia explícita sino sólo implícita. que d =-luego no admite como real. sed tantum implicitam. El Filósofo y la Teología. 90 27. simplicissimum.. op.Op. Reinstadler. mens duplex distinguit elen}entum. Lyon. pues como es sabido. Descoqs. p. así como otros «tomistas» posteriores. Suárez nunca admitió la distinción real de esencia y existencia. que para no dejar de llamarse tomista en una época en que convenía serio. . a qua procedere debet». contentam scilicet in exsistemi"causae.: exsistendum ordinatum. Elementa philosophiae scholasticcle. Summa Philosophiae scholarium. 28.explicitam. quod d icitur exsistentia. Da la impresión de que el autor deja una vez más la existencia en un segundo plano. prefirió decir que santo Tomás nunca admitió la distinción real de esencia) existencia. REINSTADLER.:: est id. p. el ente tomado como nombre significa lo que tiene una esencia real prescindiendo de la existencia actual. sino sólo mentalmente: «In ente vera.26 En los Elementa philosophiae scholasticae. cit. REINSTADLER.brarse de un ciel10 esencialismo mediante el cual el ente en poten i:. Consisierat enim primL _ qua res est id quod est [. Praeterea distingt: in re ab essentia id. in q omnia convenit». Vol. Ens -potentiam vel ens possibili illud est quod non habet exsistenti. aunque suficientes para nuest "propósito. eso las definiciones son poco extensas.::. Pero según Gilson. Véase el ejemplo que pone en la obra del P.:: exsistit.27 El ente en acto se distingue del ente en potencia: «Ens in actum e ens actuale illud dicitur quod habet existentiam explicitam.

: enim primo.\.'<:. <. qU?.c:.-~~"-. =-tuari».<~~""'O-~". 529. filosofos q .'0~ ~ _-. ~". que de ~ :nte vero." '3~~'ITURRIOZ.\ ..sistenti ~ c\a. tunc fe e t aptum esse dicet: ens est res seu essentia apta per ex. rea distingu1.". t.: en los a~os 50 por la BAC.. ••••"""-"'.. Gilson en tantos lugares de su obra. quae a re seu subiecto distincta sit. y que fue uti Iizada comoexp< pensarl11ento de santo Tomás. se explica como un punto en el diversificado los discípulos de santo Tomás.. et tunc ens dic _:-entiam realem.i\\)\\~))).~'0'''' ~~.~\' \'e. r de otro famosoman . O es este el lugar para entrar en las obras de tantos y :_ que se han llamado tomistas a sí mismos.)'O."..-nera: <Er.LAMANCA: Phil 1953.\\\.: : parece nO pod~r ~ ~\ente en po\enc\a ~- '" .. 11 =-' \9(}--.883).~'Q..test».. en . philosophiae l. J t -:itu lada: A d mentem sClncti Thomae AqulI1atls..ma. \'I~"''''\\:)\\\\.31 Es claro que en ambos casos deberíamos ~~ ~". enc:. 1.s. '?~l \. AeterY1\ ~ Elementa - .. *** exsistenú-~ \ ex. ubi real is essentia d ic ¡tm quae ad existenti ."""''-'''-. en la rarnosa SUI11I11(/ de Filoso/fa Escolásti .'\. «metaphysice cor aptum quid ad es se dicit».30 el ente. us al . p. Aristotelico-thomisticce. .\:C\o\e\'...:"'0~'\>~'C~'. Baste COIll ~ hos de los nombres que se pueden encontrar..-.e \'0..'''''.'Q.\. E".\\. :\ '0."-''C..\~. - ~.~~~~ lservarse 'ia¿\\n\~'f-. Kleutgen (\ 8 \ \ ..'b~"'''''''''''Q.\\c:....l. 10 . \)'i:e'.'O.. f'·bLlroO Clstlcae. In us Philosophiae \"'l\'eguntaxno".o de ellos por ejemplo.'\\\\\\\\ \~\\':.:~~~~~~~~~~~~~~~~~~~~ -""':N ~~ 'C. Ibid.1::\'\ ao\\ae \larece C\ue una vez rnás \a existencia como algo que secundariarnente esencia..\>'b. 'V\)':..~ '\>'0".c:.'i:'O.ETIENNE GILSON: EL ARTE DE SER TOMISTA Para J.)\'úrno. pertenecen a esa categoría de. compraba .. Gredt. PROFESORES DE SA.: ~.29 «actum essendi ens habet actualiter (en 'O. BAC " Madrid Patns \. en cual re el tema. ~(tu' ~n \'0. e\ \(\\"e .- aliquid um. pero en la cual no está lo fundamental del ente. p~- ra nue=--. Como contraria a esta definición se da la de la escuela SI Esse ipsam essentiam significare potest. Es CUriOSO . poniendo en bo mismos tomistas esta definición de ente: «Esse enim formam e ignifícare potest.\é:ma.

Lafilosofía de santo Tomás. Un poco más adelante dice que desea «no atribuirle [al ~ m iento de santo Tomás]. o será por lo menos. Pamplona. mientras no se haga_~ ~. d' Aquin servaient a définir la suprématie de l'acte d'exister».35 Desde luego. AA. \E. C.cit. Las razones de! tomismo.. precari~ _ difícil. Raúlica y hasta por el mismo Cousin en cuyas obra=aparte de sus afirmaciones racionalistas y panteístas. p. parece que no hace falta analizar demasiado las cor.. Cornelio Fabro hablaba de la vuelta a un tomismo esen . 2a ed.secuencias de esta postura tan ecléctica. GONZÁLEZ. 'Y. Ibid. op. Eunsa. se distingue porel poderoso influjo que ejerció en el renacimiento tomista. Madn Introd. ( .-.. XXVII-XXVIII.?J¿2{. en los mismos términos que.. p.. se encuentran "cada paso reminiscencias marcadas de santo Tomás y afinidad notabl~ con sus doctrinas». p.E. Ceferino González (1831-1894).fJ¿:jc~~P~. servían para definir la primacía del acto de existir». Cfr. 3 vol. Por eso. L'~ 1'essence. en la que el tomismo desa ¿rece radicalmente. 35. Pascal y la escuela escocesa. de la que habla Kleutgen. y continuad~ hasta nuestros días por el intermedio de Fenelon. insistiendo en que «no será posible. 1-3. ell santo Tomás deAquino. \S().32 Sin embargo. llevada a su perfección y desenvuelta de una manera sistemática y completa por el mismo santo Tomás y enseñada después en parte por Malebranche. C\\:.:Pkj¡&rú /'r7t:?.. cll. Balmes. una auténtica renovación del tomismo. culminada por san Anselmo y san Buenaventura. pp. XXIX. chez saint Tt. .fJP. op.VV.532 PEDRO JAVIER MOYA OBRADORS gradual retorno a la filosofía clásica y en particular a Santo Tomás de Aquino».. afirmaciones y doctrinas que están lejos de lacomo sucede con frecuencia». 34.. Gilson le sitúa entre los discípulos de Suárez: «Reconocemos aquí la exaltación suareciana de la esencia. «Nous reconnaissons ici sans peine \'exaltation suarézienr. >y.:YcPJdo¿Y.. 32. Bossuet.!?~P~P¿(. Él mismo dice en la introducción a su obra más importante que el objetivo de la obra es «dar a conocer con pensamiento filosófico de fidelidad ¿ los ojos del lector el verdadero santo Tomás»Y Pero no deja de causar admiración y extraí'íeza que algo más adelante se haga en esas mismas páginas la siguiente afirmación: «La fi losa fía de santo Tomás es la fi losofía fundada por san Clemente Alejandrino y san Atanasio.dFdp/~¿. XX. El Ser y los filósofos.:: I'essence dont Kleutgen parle dans les termes memes qui. 1979.33 Otra figura relevante del reflorecimiento tomista del siglo XIX. LeibnitL Rosmini. 33.

38.. Pero insistimos en que para Gilson no =~puede hablar de tomismo como de una amalgama de doctrinas y -~ndencias diversas. tendremos que tener esto muy en cuenta: sin traicio:--Iayun mínimum de tomismo que no se puede abandonar .. Doctor Communis 10 (1957).A. conocimiento y _ ofundización en las doctrinas. Si hoy más que nunca queremos volver a la sana trina de santo Tomás.J . . p. op. vv. Habrá que acercarse a él «no para replantear una nueva escolástica. al genuino pensamiento de santo Tomás. p. sino más bien para encontrar de nuevo los cimientos -ólidos de una renovación del pensamiento». cit.38 -.on la letra el espíritu de la doctrina». 89 . Las razones del tomismo. El verdadero filón del pensamiento de santo Tomás es él mismo. E. - .A.. 1979. estudiado a la luz de la problemática de su tiempo.'ue la constante preocupación de Etiénne Gi Ison.ETIENNE GILSON: EL ARTE DE SER TOMISTA 533 logre separar el grano del tomismo esencia! de la excesiva paja infiltrada en los largos siglos de la Escuela»."? Hay que volver pues. Esta . El arte de ser tom ista. Aunque luego se avance en su estudio. :::onsiste precisamente en intentar ser completamente fiel al pensamiento I Maestro. :'SON. «Sur deux themes de réflexion»."6 Hay que distinguir entre el pensamiento auténtico de santo Tomás y las posturas tomadas por las escuelas tomistas a lo largo de la historia.