You are on page 1of 13

María Águeda Méndez

La muerte burlada en textos populares mexicanos (siglo XVIII)
In: Caravelle, n°65, 1995. Les cultures populaires en Amérique latine. pp. 11-22.

Résumé
La mort dans des copias et des poèmes collectés et poursuivis par l'Inquisition de Nouvelle Espagne au XVIIIe siècle. Négation
de l'Enfer, moquerie et jeux érotico-burlesques autour du thème de la mort, déclarations d'amour passionné. Dans cette
inspiration irreverente, on peut reconnaître d'obscurs échos populaires de la pensée des Lumières et une annonce de
l'Indépendance.
Resumen
El tema de la muerte en coplas y poemas recogidos y perseguidos por la Inquisición novohispana en el siglo XVIII. Negación del
Infierno, burla o juegos erótico-burlescos en torno a la muerte, declaraciones de amor pasional. En esta inspiración irreverente
se reconocen oscuros ecos populares del pensamiento ilustrado y se anuncia la Independencia.

Citer ce document / Cite this document :
Méndez María Águeda. La muerte burlada en textos populares mexicanos (siglo XVIII). In: Caravelle, n°65, 1995. Les cultures
populaires en Amérique latine. pp. 11-22.
doi : 10.3406/carav.1995.2655
http://www.persee.fr/web/revues/home/prescript/article/carav_1147-6753_1995_num_65_1_2655

163-171.B. elesquinas de . CARAVELLE n° 65. con la : cueros -hacia ciudad singular por enojado publicadas ? ".L. Cahiers du Monde Hispanique et Luso-Brésilien. (Toulouse). 48 (1987). decía pues XVIII la escritorio. desparpajo México de más México agosto hace ydecalles : laEl un dicen unos de cuenta Chuchumbé. son 1766-. 1995 La muerte burlada en textos populares mexicanos (siglo XVIII) PAR María Águeda MÉNDEZ El Colegio de México A Veracruz sus jueces recalcar Más treinta amediados parecía del denunciar adelante algunas yPor y"¿ Santo Estaba sentada que ysuno haberse cinco aquí madre del ya Oficio.C.M. de 20 . pp. un son jacarandoso del México virreinal ". Toulouse.H. . deasí años1. muerte demonio en Inquisición a:haber coplas. tienes continúan que laen ante arribaba siglo pasó muerte jocosas deben un le extendido frío. laoa : los ciudad se hay canto empezó severos Entre que de Georges Baudot y María Águeda Méndez: " El Chuchumbé. 1 1-22. Caravelle.

en una metáfora bastante audaz : Estaba la muerte en cueros sentada en un taburete. 1952.. en un lado estaba el pulque y en el otro el aguardiente. "¿ hay trapos que remendar ?".. aquí. 4 María Águeda Méndez (coord. Ana María Morales y Manca de la Rosa: Catálogo de textos marginados. Estos textos del siglo de la Ilustración -que hoy día se conocen y localizan con mayor facilidad.M. Prosiguen poco después : Por aquí pasó la muerte. si de audacia se trata. de Mendoza. Sería relativamente fácil rescatar más textos en que la muerte es objeto de mofa y de burla. al haber sido catalogados sistemáticamente en el Archivo General de la Nación hace algunos años . hecha en siglos anteriores.reservan las 2 Y. . preguntando de casa en casa. para concluir. Inquisición: siglos XVIII y XIX.12 C. y para aquellos que podrían ser propiamente populares. poniéndome mala cara. Folklore de San Pedro Piedra Gorda. ? Imágenes burlescas que no han de causar extrañeza en el terreno tan fecundo de la poesía popular marginada recogida cuidadosa y meticulo samente por el Santo Oficio a lo largo de aquel siglo en que muchas ideas brillaban por su audacia y en el que se cuestionaba de una manera muy seria el concepto cristiano de muerte.. . . la esmirriada calavera debe hacer algo para mejorar su escuálida condición. y yo cantando le dije : "¡ no te apures alcaparra !".H.L. INBA-SEP. Fernando Delmar. México.B. Mendoza y Virginia R. hasta me atrevería a decir. poco acorde con la tradición cristiana de Nueva España. con toda propiedad. Utilizo el término " poesía popular " para designar tanto a los textos aceptados y refundidos por una comunidad en versiones subsecuentes con sus variantes propias. Archivo General de la . y en los que el término de la vida y la cita definitiva con el Creador son tema chistoso y. como en esta versión de la primera mitad de este siglo: Estaba la muerte seca sentada en un muladar. de la diferencia entre poesía tradicional y popular. Zacatecas.). Vicente T. Caravelle con su aguja y su dedal. 166. p. tema que conlleva una sonrisa irónica muy amarga. comiendo tortilla seca por ver si podía engordar. 3 No hago el distingo. de recato y sobriedad.

Muy largo sería representar ahora el catálogo exhaustivo de tal producción textual marginada. además de que en un tiempo que espero sea relativamente breve. . Universidad Nacional Autónoma de México. que al ser motivo de mofa y burla por el sentir popular. sobre la ubicación de estas apreciaciones delirantes de la muerte y de estas burlas. molestaba soberanamente al Santo Oficio. En particular. de un tema que podía parecer sagrado para la Iglesia y. Así. 5 Georges Baudot y María Águeda Méndez: Amores prohibidos. La noción de condenación eterna viene casi siempre ligada a un anhelo de concebir tal condenación como precaria y de considerar al Infierno de los muertos como una metáfora pasajera o. ya. a veces espontáneos. baste sólo espigar por aquellos escritos relativos a la muerte burlada que me parecen más representativos y que mejor hablan. El Colegio de México. saldrá a la luz una antología razonada y descriptiva de estos textos . La palabra condenada en el México de los virreyes. Cabe interrogarse rápidamente. México. muy a menudo anónimos. hay que resaltar el hecho de que Infierno y muerte pueden ser a la vez consecuencias o antagonistas. coplas e incluso bailes que traducen un aprecio gozoso en cuanto a lo que puedan ser las fiestas de la vida frente a las interpolaciones severas y graves del sentir cristiano de la muerte. (En preparación). XVIII y XIX). dentro de toda clase de temas textuales. en el cuerpo de la producción textual marginada dieciochesca novohispana. Necesario es empezar por recalcar que la noción de Infierno es inseparable de este sentir irónico que el pueblo ejerce sobre las imágenes de la muerte. incluso erótico-burlescas. más sencillamente.justo es reconocerlo. En cierto sentido son una extraña cosecha de textos poéticos cotidianos. son llanamente una expresión jubilosa y sanamente falta de respeto hacia las prescripciones de la religión frente a la muerte. 1992. como en producciones más bien burlescas. al ser palabra y tonadilla de cantos y de bailes más o menos perseguidos por el aparato represivo de la Inquisición.La muerte en textos populares mexicanos 13 posibilidades de más de un análisis revelador sobre el mundo de las mentalidades populares novohispanas. Por ahora. pero sobre todo populares. representativos de una literatura que. En realidad son cantos. Antología de coplas y versos censurados por la Inquisición de México (siglos XVII. Se van a encont rar. fruto de un Nación (México). Archivo General de la Nación. sin llegar a ser el espejo preciso de unas creencias heterodoxas que sólo podían mantenerse secretas y permanecer ocultas por las corrientes más subterráneas que estructura ban a la Ilustración. ya de una eventual heterodoxia. y en el marco limitado de un artículo que no debe alargarse excesivamente. tanto en sátiras políticas o político-sociales. quizá hasta provisional.

tomo II. Bailly-Bailliere.H. Además. llamado el Pan de Xarabe y que dice así : Ya el infierno se acavó. Inquisición. ardiendo como tú sabes. p. ya no nos • condenaremos. . puede equipararse con otra copla bien conocida que evoca el más allá infernal en el mundo hispánico y que pertenece a la misma inspiración : Cuando estés en el infierno todito lleno de llamas. 7. 7 Cf. 338.LB. ya el infierno se acabó. Vicente T. aunque también se recogió en España en el siglo pasado la siguiente versión : Ya se murieron los diablos. Inquisición. 1865. Lafuente y Alcántara: Cancionero popular. ' Archivo General de la Nación [en adelante AGN]. Madrid. 9 AGN.14 C. se encuentra un complemento a este Pan de Xarabe que vuelve a insistir sobre el más allá infernal considerado con burla amarga que bien fácilmente podía molestar al Santo Tribunal. Caravelle desorden (casi social o reflejo de sociedad) que en un futuro ideal quedará arreglado. Puede subrayarse el hecho de que dicha copla del Pan de Xarabe (que podía descender del jarabe gitano y que apareció en México a principios del XVIII) era muy popular más allá de tierras mexicanas. Imprenta Universitaria. E. 1297. . fol. pero en un legajo distinto. ya los diablos se murieron ahora sí. ya no nos condenaremos . qué ¿ no le hablas ?" En papeles varios de la misma época. Cabe recalcar estas tres estrofas recogidas por las mismas fechas : Quando estés en los infiernos. p. 22v. ni tu ni yo . Tal era El viaje al Infierno que se dio como refrán declamado por todo el ámbito del imperio español . Hay que recordar unos versos recogidos en el obispado de Valladolid y de la Huaxteca en febrero de 1789. Colección escogida de coplas y seguidillas. Mendoza: Panorámica de la música tradicional de México. 72. exp. 396r. para mayor escándalo de la Inquisición. allá te dirán los diablos : "ahí va la india. vol. 1956. • 8 serrana. sacados de un son cantado y bailado. chinita mía. México.M. fol.

Y no parando aquí el atrevimfienjto. Véanse loan P. Paidós. Un documento de 1796. Paraísos. 29-50.son infinitos los modos que ha hallado la corrupción para tormarse unas licencias que verdaderam[en]te debo llamar gentílicas. . El nacimiento del Purgatorio. especifica bien que la burla hacia los más altos misterios precisados por la Iglesia eran moneda corriente : . 11 AGN. como lo muestran varias recopilaciones. . fol. Desde la aparición del Infierno10 el sentir popular había combatido a su modo este concepto tan opuesto al aliento vital que tanto caracteriza la expresión encontrada a menudo en textos del grupo documental Inquisición del Archivo General de la Nación de México. te dixe de roscas". 1993. tal y como dice una estrofa de la conocida canción El Mambrú. sobre los "Indecentes sones que se cantan en las misas que llaman de Aguinaldo". exp. Couliano. purgatorios e infiernos: un viaje a través de las culturas religiosas. formado en ese mismo año a raíz de una oportuna denuncia. Barcelona. . 1989. . p. Quando estés en los infiernos todito lleno de llamas. allá te dirán los diablos "ay bá la india ¿ q[u]é no le hallas ?" Evidentemente. allá te dirán los diablos "ay bá. 1312. . Más allá de este mundo.LA MUERTE EN TEXTOS POPULARES MEXICANOS 15 allá te dirán los diablos '/ hay hombre. I Qué decir. 65-82 y Jacques Le Goff. boleras y otros muchos. la asimilación muerte-infierno y la burla hacia ese posible destino al haber pasado por la vida no eran nuevas. seguidillas. ya de sonesitos de la tierra. Este son ha pervivido hasta nuestros días. . María y José. entre otras. 17. de Mendoza. entonces. tiranas. del mismo autor y Virginia R. pp. sensibilisan los mal vados afectos de que están empapados unos corasones verdaderam[en]te carnales. ni siquiera novedosas. . no te la acabes !" Quando estés en los infiernos todito lleno de moscas. pp. Madrid. en las que el sentir popular sólo ve un motivo más de mofa. ha pasado a cometer el atentado de ridiculizar los pages admirables que hubo entre Nfuesjtros Sfeñojresjesús. Inquisición. por medio de muchas compociciones que con el nombre. vol. Taurus. Folklore de San Pedro Piedra Gorda. de un tema como la muerte que es recurrente y hasta obsesivo en los textos producidos por la ironía del hombre desde siglos ? Se contempla a la muerte creadora de situaciones lamentables como la viudez. 150r. 1 27.

. 1646. p. Existe un consenso popular de tal índole.B. en un responso. Dios en el cielo lo tiene. Caravelle adaptada en la Nueva España de 1795 por un travieso tesorero de Zacatecas : Metida en un rincón la viudita se está de arroyo con un clérigo. Edit. y del gusto que me dio. pp. 13 Georges Baudot y María Águeda Méndez: art. Son testigos de este entorno festivo general en los medios populares unas estrofas aun mucho más violentas.L.16 C. Ibid. me puse a bailar encima. cit. 311. Buenos Aires. y yo lo busco mejor bailando El Chuchumbé. ya lo llevan a enterrar. Cancionero popular rioplatense. Mi marido ya se ha muerto. mucho más decididas cuando enjuician a la muerte como algo más jovial.. como si de un vapor general se tratara. que la aparente creación circunstancial es en realidad un tejido textual que llena el ambiente de toda esta segunda mitad del XVIII. p. Furt.. p. échenle muy mucha tierra no se vaya a levantar. las estrofas siguientes del Chuchumbé antes citado : Cuando se fue mi marido no me dejó qué comer.. . Y. Mambrú ¿ a dónde se irá ? Concepción de la viudez y de la muerte del cónyuge a la que corresponden como en un eco. 169-170. y lo tenga tan tenido que acá jamás nunca vuelva . 1992. Lamente y Alcántara. ridículo y hasta 12 María Águeda Méndez: " La metamorfosis erótica del Mambrú en el XVIII novohispano ". también. La Facultad. tomo II. num. op. Mi marido se murió. cit. . 1923.H. 395. El Colegio de México. como si de un ambiente difuso salieran las estrofas y las metáforas.M. He aquí otras versiones alusivas al tema. más agresivas. Úrica gauchesca. 383 y Jorge M. prueba de su recorrido por tierras españolas y americanas: Mi marido se murió y lo enterré en la cocina. Estudios de folklore y literatura dedicados a Mercedes Díaz Roig. México.

. Desde luego. en los ademanes y gestos que surgen de la última exhalación y proyectan un volver a la vida dictado por el aliento de ésta. lo matan entre los legos y le quitan lo q[ue] deja. Una copla confiscada en diciembre de 1787 y recogida a un capitán. . el enfermo que no se muere lo bajan al Campo Santo y le cantan Jodedere dere. . fols. . Algunas veces es maliciosamente erótica o por lo menos cómica. . . Copla cuya fortuna fue muy grande en el mundo hispánico y de ello son testimonio dos versiones cubanas que ilustran el hecho de que la muerte incitó amenidades a todo lo largo del mundo hispánico : 14 AGN.La muerte en textos populares mexicanos 17 extravagante. 15 AGN. probablemente alegre y dicharachero. En S[a]n J[ua]n de Dios de Cádiz el enfermo q[ue] no sana lo bajan a el Campo S [an] to y le cantan La tirana. don Joaquín Muñoz. . se incluyen tan sólo estas coplas : En San Juan de Dios de aquí. 93r. pero casi renovada en esa época difícil y soliviantada de la Nueva España. 1210. En algunas de sus estrofas la muerte cobra cariz e identidad grotescos. la muerte no es siempre soez ni siniestra. fol. 1253. . probablemente oriundos de una antigua tradición hispánica. Como escuetos ejemplos. y el muerto sacó la mano y le agarró la natura. En S[a]n J[ua]n de D[io]s de Puebla el enfermo q[ue] no duerme lo bajan a el Campo S [an] to lo ponen a q[ue] escarbe. Inquisición. vol. . los inquisidores la califican como "una pura sátira contra la Sagrada Religión1 ". 43r-44v. Se trata de una cantinela llamada La tirana . vol. En S[a]n J[ua]n de D[io]s de Méx[i]co el enfermo q[ue] se queja. nos lo recuerda : Una vieja se sentó enzima de una sepultura. Inquisición.

Evidentemente. 1962. 1385. siempre te quisiera ver . Este. como otros textos citados más adelante.LB. que aunque me mata el mirarte. Caravelle Una vieja se sentó encima de una sepultura el muerto sacó la mano y le tocó la pintura Una vieja se sentó encima de una sepultura el muerto sacó la mano y le tocó la montura . 39r-39v. Asimismo. Muerta me tienes el alma y estoy con tan buena fe.M. . Samuel: Refranes.H. Historia de la canción mexicana. Higinio Vázquez Santana. 17 AGN. al no utilizar fórmulas y lenguajes netamente populares. mátame de cuando en cuando. Desde luego. Bien se sabe que la combinación Eros y Thanatos. 117 y 130. fols. lo cual tampoco es nuevo. amor y muerte.18 C. mátame siempre mirando . Inquisición. 14. La producción poética en el Siglo de Oro español y también en la Nueva España nos han dado ejemplos del uso y el abuso de dicho tema casi hasta la saciedad. 1931. no llegan a hacerse tradicionales. también. Universidad Central de las Villas. Talleres Gráficos de la Nación. las coplas urdidas por un religioso de la Orden de Nuestra Señora del Carmen y dedicadas a una de sus muchas solicitadas que. es en la poesía amorosa de todos los tiempos una pareja de contrastes inagotables. como cuando escribe sobre ello un fraile franciscano solicitante de Puebla a una tímida religiosa de diecisiete años para intentar seducirla en estos términos : No seas ingrata conmigo. adivinanzas. Y. la muerte es también en esta poesía popular marginada del siglo XVIII un argumento esgrimido como contraparte del amor. trabalenguas. exp. p. De tenor parecido aparece: Estaba la media muerte sentada en su taburete. no acabó enviando por miedo a que las viera el marido de la 1 ' Feijóo. dicharachos. a fin de cuentas. los muchachos de traviesos le picaban el rodete. 118. México. vol. . Cuba. son ejemplos de la utilización de recursos de la poesía considerada culta. y si no puede ser siempre. pp. Cabe destacar que en México hay ejemplos involuntariamente graciosos. cuartetas y décimas antiguas de los campesinos cubanos. .

92bis v y 93r. aunque al querer pasarse de listo. . fol. aunque sea dentro del pecado : Padre mío. no quiero tener mas Por otra parte. grangeo mi mala suerte. Inquisición. 1 1 1 1. vol. Se me permitirá notar. Testimonio de ello son algunas de las séptimas recogidas por la Inquisición en el aposento de un peluquero de la capital novohispana en junio de 178421: Fuiste a mi amor falsa y vana. me has dado. así en fatiga tan fuerte. exp. primero morir antes que dejarme seducir. me has dado la muerte. 1253. entre los fols. pues el Santo Tribunal se las recogió en 1705 : Recibe querida prenda. 19 AGN. la muerte. pesares en mal estado. como yo no tengo más que un corazón. publicará mi arrogancia que con tu poca constancia. fol. 20 AGN. cien veces antes la muerte sufrir que tener la menor gana. vol. vol. fol. Y. pues que carezco de verte suspiros por portadores i 18 que te avisan de mi muerte . 8. Juana. Inquisición. 3r. 31. 1340. 21 AGN. menos para quien amarsabe que ? querer es morir. sucede que se pueden poner de manifiesto violencias nuevas en el clima desestabilizado de los últimos tiempos del virreinato. "la negrita Hilaria": Todas las cosas se hicieron para quien las sabe hacer. 19 . . 546. [hoja 9]. Juana. Inquisición. que la muerte puede en estas circunstancias de burla y mofa ser también metáfora de fidelidad al hombre amado. 18 AGN.La muerte en textos populares mexicanos 19 susodicha. que un amigo -20 . 184r. Inquisición. exp. vol. 65r. aunque no sea éste un texto popular. Amén de estos versos fervorosos de un cura solicitante procesado en 1778 por escribir cartas amatorias a su hija de confesión. en el pecado llevó la penitencia.

que dice así : Yo muero por ti señora si no mejoras mi suerte con que así de aquesta muerte eres tú la cavadora. entre los fols. y no busques defensores que te eximan de la pena a que la culpa condena de tus injustos rigores.M. 92bis v y 93r [hoja 2r]. ya que eres la causadora de tantas penas ferozes. . con las furias que desatan. Ejemplo de ello es una de las "Décimas a una esquiba dama para obligarla a querer.20 C. Caravelle Atormentan mis desvelos. no quieras. {Ibid. celos. tirana.. la muerte apetezco ahora. celos. me aproxima cruel suerte. en una de sus Endechas posteriores versaba de este modo : Yo por ti me muero. señora de mí. o esgrimía la muerte y el amor con fluidez y desparpajo : Es causa de mis desvelos. celos la muerte me dan. me dan. verme así morir.. si no te condueles. . Inquisición. vol. Los cargos te hago ahora para que no los ignores. además. que en medio de este tormento. . dueña de mi vida déjame vivir . . Nuestro peluquero "enjuiciado por proposiciones heréticas" y.H.LB. . Hombre galante al fin. 1253. señora. [hoja 7r]). me matan. furores en tanto afán. ! AGN.". tengo en mi pecho un volcán de un fuego tan violento. "entendida la relaxación debida del mismo reo" maneja la muerte y el amor con un desenfado poco común. bello serafín. la muerte. para mayor escándalo de la Santa Inquisición en 1782..

culebras y gusarapos. el tono podía ser mucho más subversivo . el tratamiento reservado a la muerte por el sentir popular era como una especie de alarma reveladora. RESUMEN. veía socavadas sus más tradicionales imágenes : Si alguna vez has oído que hay en el infierno sapos. su concepción del más allá está en función de las esperanzas y los anhelos que no ha podido cumplir en la realidad que ha sido la suya. a finales del XVIII. qual poleas. garfios de hierro encendido. señora ! {Ibid. [hoja 9v]) Aunque. En esta inspiración irreverente se reconocen oscuros ecos populares del pensamiento ilustrado y se anuncia la Independencia. — El tema de la muerte en coplas y poemas recogidos y perseguidos por la Inquisición novohispana en el siglo XVIII. ya fuera la Independencia de México . En la incontenible expresión colectiva que con tantas penas trataba de sofocar la Inquisición y que reflejaba su actitud frente al recorrido de la empresa humana. Inquisición. Dentro de este panorama. que debería darse un tratamiento particular a la muerte. 7 Av. el más allá de la muerte. Negación del Infierno. En México. fol. . El hombre ve la muerte en relación con su presencia en la sociedad que le toca vivir . burla o juegos erótico-burlescos en torno a la muerte.con esa magnífica y escandalosa percepción inherente a los pueblos que sufren -. ya fuera ésta la tremenda sacudida que implicaría la Revolución Francesa. no lo creas23.. AGN. El sentir popular. si bien no era ni culto ni ilustrado. era ésta la respuesta adecuada para llamar la atención sobre su circunstancia. el Infierno cristiano. Lo anterior no debería de ser extraño si se toma en cuenta la tormenta que se avecinaba. declaraciones de amor pasional.La muerte en textos populares mexicanos 21 diré a gritos o a vozes : celos me matan. intuía .su conse cuencia más directa para el virreinato de la Nueva España. vol. a veces. y a más plomo derretido con azufre. 1426. la Ilustración había manejado la esperanza.

Caravelle RÉSUMÉ. déclarations d'amour passionné.H. moquerie et jeux érotico-burlesques autour du thème de la mort.LB.M. — La mort dans des copias et des poèmes collectés et poursuivis par l'Inquisition de Nouvelle Espagne au XVIIIe siècle. . on peut reconnaître d'obscurs échos populaires de la pensée des Lumières et une annonce de l'Indépendance. Négation de l'Enfer. Dans cette inspiration irreverente.22 C.