You are on page 1of 1

Alrededor del mundo 35 millones de aborto se realizaron en países no

desarrollados en 2003 y el 19, 2 de ellos que equivalen a un 55% fueron
inseguros, por otro lado en los países desarrollados hubo una diferencia
considerable ya que 500.000 de los 6,6 millones de abortos fueron inseguros,
estas cifras representan el 8% de los abortos efectuados en África y América
latina y el Caribe los cuales fueron inseguros, los abortos son seguros en
diferentes entornos en lugares donde el aborto es legal en términos bastante
amplios, en países desarrollados los cuales tienen sistemas de salud nacionales
la interrupción del embarazo esta dentro de los servicios básicos para los
usuarios de esta, por ejemplo en Inglaterra y gales el 87% fueron financiados
por la nación, el 38% en instituciones públicas y el 48% en establecimientos
privatizados pero bajo contrato del mismo gobierno, por otro lado en España
los abortos son realizados en clínicas que son privadas pero que cuentan con
ingreso estatal, en estados unidos donde no hay sistema público la interrupción
del embarazo se realiza en clínicas que se especializan en el tema, otras en
clínicas, hospitales y consultorios con médicos pagados particularmente, por
otra parte en china se realizan los abortos por medios de la aspiración manual
endouterina y también con medicamentos y las instituciones públicas cubre
gratuitamente las zonas rurales, pero en ciudades las mujeres pagan por el
servicio, y finalmente la india los abortos deben realizarse en establecimientos
que estén registrados en un sistema gubernamental.
La tasa de complicaciones a nivel mundial por consecuencias de abortos
clandestinos no ha bajado notablemente de todas formas existen dos factores
que tal vez estén relacionados con esta mínimo descenso los cuales son el
aborto por medio de medicamentos por ejemplo el misoprostol y por otro lado
el incremento de los servicios adecuados prestados por médicos especializados
en la técnica de aspiración endouterina.
La atención post-aborto es bastante escaso en países no desarrollados ya que
los servicios necesarios no están, además el estigma cultural que esto provoca
es alto lo cual complicaría aun más la atención hasta de mujeres en estado
muy grave, a consecuencia de esto se estima que fallecen alrededor de 70.000
mujeres anualmente en el mundo solo por tener un aborto inseguro.
Existen tres formas adecuadas para reducir considerablemente la realización y
obviamente las consecuencias de un aborto inseguro, uno de estos es
aumentar la prevalencia de anticonceptivos para bajar los niveles globales de
embarazo no planificado, otro seria ampliar los criterios bajo los que se puede
realizar un aborto, y finalmente prestar servicios adecuados y legales en el
marco de las leyes vigentes a la vez también sería necesario prestar servicios a
las mujeres que hayan realizado un aborto inseguro dándole el tratamiento
médico necesario,