You are on page 1of 2

Deber de motivación

Del caso Caso Apitz Barbera vs. Venezuela de agosto de 2008, en el que
la Corte Interamericana de Derechos Humanos condenó a
Venezuela por la violación del derecho a ser juzgado por un juez
imparcial e independiente, entre otras garantías judiciales, y a
tener acceso a un recurso sencillo, rápido y efectivo, en perjuicio
de tres jueces de la Corte Primera de lo Contencioso
Administrativo de Venezuela, podemos obtener un concepto
respecto a la motivación de la sentencia.
La Corte ha señalado que la motivación “es la exteriorización de la
justificación razonada que permite llegar a una conclusión”. El
deber de motivar las resoluciones es una garantía vinculada con la
correcta administración de justicia8,que protege el derecho de los
ciudadanos a ser juzgados por las razones que el Derecho
suministra, y otorga credibilidad de las decisiones jurídicas
en el marco de una sociedad democrática.
El Tribunal ha resaltado que las decisiones que adopten los órganos
internos que puedan afectar derechos humanos deben estar debidamente
fundamentadas, pues de lo contrario serían decisiones arbitrarias. En este
sentido, la argumentación de un fallo debe mostrar que han sido
debidamente tomados en cuenta los alegatos de las partes y que el conjunto
de pruebas ha sido analizado. Así mismo, la motivación demuestra a
las partes que éstas han
sido
oídas y,
en
aquellos
casos
en que las decisiones son recurribles, les proporciona la posibilidad de
criticar la resolución y lograr un nuevo examen de la cuestión ante
las instancias superiores. Por todo ello, el deber de motivación es una de
las “debidas garantías” para salvaguardar el derecho a un debido proceso.
La Comisión alegó que la CFRSJ “no revisó la calificación del error
judicial inexcusable, limitándose a 'homologar' la decisión” adoptada por la
SPA. La Comisión consideró que “la insuficiente motivación en relación
con la tipificación de la falta ilustra que no se adelantó una calificación de
la conducta como ilícito disciplinario” ni se adelantó juicio
sobre su idoneidad para el ejercicio del cargo”.Destacó también que “la
indebida fundamentación no permite contar con elementos suficientes para
la graduación de la sanción”. La Comisión indicó que en el presente
caso ocurrió “una diferencia razonable y razonada de interpretaciones
jurídicas posibles sobre una figura procesal determinada”, razón por la
cual “la destitución por error judicial inexcusable resulta contraria
al principio de independencia judicial pues atenta contra la garantía de

Ahora bien. el cual. mala conducta o incompetencia. Asimismo. indicó que respecto de la calificación del error judicial inexcusable “no había defensa posible". en definitiva. . ni tampoco explica por qué ese hecho ameritaría la sanción administrativa más severa. El representante sostuvo que "la CFRSJ no permitió a las víctimas promover pruebas y no motivó la decisión que los destituyó". "los magistrados no fueron juzgados por su conducta disciplinaria sino por la interpretación jurídica que adoptaron en el fallo". como es la destitución”. sólo ejerce una función judicial diferenciada y limitada a atender los puntos recursivos de las partes disconformes con el fallo originario. en cuyo procedimiento las víctimas en este caso no eran partes ni fueron notificadas […]. quienes no deben verse compelidos a evitar disentir con el órgano revisor de sus decisiones. Ello preserva la independencia interna de los jueces. pues ésta era 'materia ya decidida por la SPA". entre otras. Al respecto. las cuales pueden ser.teniendo en cuenta que "no la hubo ante la SPA. los jueces no pueden ser destituidos únicamente debido a que su decisión fue revocada mediante una apelación o revisión de un órgano judicial superior. la Corte resalta que el derecho internacional ha formulado pautas sobre las razones válidas para proceder a la suspensión o remoción de un juez. El representante alegó que “la decisión de la CFRSJ no indica en qué consistiría ese 'error judicial inexcusable'. En este sentido.fallar libremente en derecho”. y no la podía haber en la CFRSJ.