El camino de la vida es como subir una montaña

El día sábado 6 de marzo yo fui a la montaña situada cerca del hotel Maracay por acompañar a mi hermana a su paseo del liceo, para distraerme un poco y a ver si conseguía algunas respuestas para mi, nunca pensé que las encontraría en ese paseo, empezamos a subir la montaña todo el grupo del salón de mi hermana, al principio estaban todo juntos pero al cambiar el camino de ser un camino suave a un camino de rocas, piedras y tierra mucho empezaron a quedarse atrás, acostumbrándose del camino, viendo en donde pisar, eso me recordó a que todos tuvimos que aprender primero a gatear y después a caminar a tener equilibrio en nuestras pisadas, muchos aprende mas rápido que los demás. Llegamos a la primer punto donde hay un parque donde se puede distraer, hacer ejercicio, jugar; mientras esperábamos a los demás para subir se nos daban las instrucciones de cómo subir, en la vida es igual, estuvimos en el colegio después en un liceo, donde nos distraíamos, jugábamos e incluso hicimos ejercicio, también se nos dio nuestra educación, instrucciones para poder ir preparado en nuestro camino de la vida. Empezamos a subir, el camino a veces nos obligaba a realizar un esfuerzo, yo seguí adelante dejando atrás a mi hermana con sus amigas, sabia que iba a estar bien, llego a la primera estación y decidí sentarme un rato a comer algo mientras esperaba a mi hermana al momento me di cuenta de que es lo mismo en la vida, yo me gradué primero de bachiller y después de hacerlo tome un buen descanso, hice algunos trabajos pero nada por mi futuro y horita mi hermana ya se va a graduar de bachiller; apenas llego descanso un poco y seguimos el recorrido pero lo que mas me llamo la atención es que muchos del grupo decidieron quedarse en la primera estación y no seguir mas, unos por el cansancio otros porque decidieron ir mejor al rió que terminar de subir o otros por alguna lesión que le impedía seguir subiendo, en la vida cuanta gente no vemos que no siguen adelante porque se rinde, se conforman con lo poco sin saber que pudieron haber obtenido, o que se conforman con solo obtener algo bueno de la vida en ves de lo mejor, pienso y lo mantengo, para obtener lo mejor de la vida tienes que apartar lo bueno de ella, decidí seguir subiendo en ves de quedarme a mirar el paisaje desde esa altura que no era nada mal o el disfrutar del rió, también nos encontramos personas en la vida que por alguna enfermedad o lesión no siguen adelante en su vida porque se lo impide. Seguíamos subiendo y yo iba adelante guiando diciéndole donde pisar, que tu viera cuidado a mi hermana y a sus amigos, porque a veces algunos se resbalaban otros se caían o a veces se encontraban con obstáculos que solo no podían pasar, pero siempre estaba animándolos, ayudando dándole solo una mano aquellos que se caían, es lo mismo en la vida, cuantas veces no nos tropezamos y nos caemos o nos encontramos con obstáculos que nos hacen sentir desanimado, lo mejor que puede hacer uno es levantarse y seguir, siempre va haber alguien quien te anime en esos momentos o que te una mano, por mas solo que nos sintamos siempre hay alguien vigilándonos cuidándonos. Mientras subíamos nos encontramos personas que venían bajando y que nos decían “les falta mucho o ahora es que le falta” haciendo que a mi hermana y sus amigas se desanimaran, pero yo les decía que falta mucho pero hay que seguir hay que llegar hasta el final; nosotros en nuestra vida en nuestro camino nos conseguimos personas que con sus palabras, acciones, nos derrumban nos hacen perder los ánimos de seguir delante, de porque como ellos ya estuvieron y no les resulto a juro no nos tiene que pasar lo mismo, cada persona es diferente en este mundo solo hay que luchar por lo que realmente quieres y tener fe; en el camino de la montaña desde un principio se presentaban varios caminos a donde todos llevaban a un mismo sitio la diferencia era el recorrido, unos eran mas cortos pero mas peligrosos o donde se necesitaba realizar un sobre esfuerzo, muy pocos del grupo tomaban esos caminos; ¿cuanta veces a nosotros en la vida no nos pasa lo mismo? Nos conseguimos con varios

caminos que nos llevan a un mismo punto pero de diferente duración, dificultad, solo aquel que este dispuesto y preparado para tomarlo lo hace, claro que a veces también debemos arriesgarnos a ver que nos pasa, mi hermana me decía de porque no íbamos por esos caminos yo le decía porque eran muy peligroso pero en realidad no era por eso yo lo que no quería era que realizara un sobre esfuerzo y después terminara agotada queriendo abandonar. Ya casi finalizando el recorrido, cuando se lograba ver la meta yo les decía a mi hermana y sus amigas que el famoso container no es gran cosa porque uno en la vida tiene que aprender a dar sin recibir nada a cambio, porque la satisfacción de un esfuerzo no es un objeto es algo que se siente, apenas llegamos una de las amigas de mi hermana esperaba algo mas que una caja de hierro y no se daba cuenta de lo que logro ella, el estar allá arriba, ser uno de los pocos que pudieron llegar, el poder voltear y mirar el camino que recorriste, el poder ver toda la ciudad de Maracay y parte de otras zonas, lo grande pero a la ves pequeña, tan callada y tranquila, de cómo esta ciudad que desde allá arriba se ve tan pequeña y es nuestro mundo, porque allí es donde vivimos, donde muchos quieren que los días pasen rápido, apresurando, forzando cuando deberíamos aprovechar cada día que vivimos. En todo el recorrido mi hermana estuvo conmigo pero a veces ella estaba atrás mió, al lado o al frente mió, muchas veces en la vida la persona que ayudamos se puede transformar en la persona que nos ayude o que nos acompañe, a juro no tiene que ser un familiar puede ser cualquiera, personas que llegan a nuestra vida por alguna razón, nos ayudan, nos acompañan o a veces nos dejan atrás, pero uno nunca sabe lo que puede faltar al final, cuando llegamos al container ya había gente que nos había pasado por al lado, muchas de esas personas en nuestra vida puede ser un amigo, un familiar, un ser muy especial para nosotros que por de momentos nos dejan para seguir su camino o a veces somos nosotros que nos alejamos para seguir con nuestra vida, sin saber que mas adelante nos podremos reencontrar y poder reírnos de todo nuestra vida, pero para que uno llegue a ese nivel de satisfacción hay que aprender muchas cosas que yo apenas conozco una pequeña parte que uso siempre cada día que vivo, nunca podemos dejar de sonreír ni siquiera cuando estemos triste el porque no se, muchos dicen que es el mejor remedio para el alma y el espíritu, pero la verdad no la se solo lo hago y me va bien, siempre e creído y creo en que debemos actuar siempre con la verdad, ser honesto en nuestra vida, procurar para mi es poca palabra pero muchos manejan su propio criterio de vida, la verdad sobre toda las cosas de la vida ese mi criterio, que la verdad a veces hiere, hace daño, es cierto pero solo la verdad y nada mas que la verdad podrá librarnos, yo e lastimado a personas usando la verdad pero esas personas hoy en día me lo agradecen, les abrí los ojos, los ayude o simplemente les hice encontrar con su felicidad. Lo otro que pongo en practica es el perdón, el no mostrar odio a nadie, ni malos deseos ni venganza porque así solo estas mostrando que estas herido, que todavía te duele lo que te allá hecho alguna persona en tu vida, algunas veces esas personas que nos causaron tanto daño al momento fueron o son personas muy especiales para nosotros, amigos, familiares, amores, pueden que lo allá hecho sin ninguna intención o con intención pero de igual manera hay que perdonarlos, gracias a ellos aprendemos, para no volver a caer en la misma situación, el ser humano siempre toma dediciones sin pensar por el simplemente hecho de que fue, herido, traicionado, maltratado, etc., haciendo olvidar lo bueno que era antes de ese momento, hay personas que nos han herido pero no dañen todo lo bueno de esa persona, los buenos momento que pudo compartir con uno por solo el hecho que te hirió te mintió, nosotros no somos nadie para juzgar a la persona, si dios nos perdona ¿por que nosotros no? ¿Por qué no podemos tomar ese mismo ejemplo? Poder perdonar a esas personas en que tanto confiábamos y poder volver a confiar en ellas, es algo difícil pero no imposible, lo malo siempre se puede cambiar por lo bueno,

por el bien, un verdadero amigo te toma de la mano y te toca el corazón, dejen que lo haga no se encierren en mundos ficticios, irreales, virtuales, enfrente los problemas hasta eliminarlo, controla tus problemas mas no el problema te controle a ti, es lo pero porque nos hace tomar dediciones creyendo que son las mejores y en realidad son las peores, tener valor en la vida para poder realizar cualquier cosa que se nos pueda ser difícil. Dejarse conocer por lo demás y no esconderse, conocer a cada persona que se presentan en nuestro camino de vida porque puedes ser solamente una persona para el mundo, pero para algunas personas tu eres el mundo. Este escrito lo hice en una sola noche pensando en mi, en lo que me a pasado, en lo que e aprendido y por lo que me falta aprender, también pensando en un grupo de personas que se dicen ser amigos entre todos pero parecen mas enemigos que amigos y pienso que todos deben reflexionar en lo que han hecho, en lo que han dejado por hacer y lo que han provocado, todos somos culpables de esta situación, me involucro y lo acepto, recuerden nunca es tarde para pedir perdón. También lo hice pensando en una persona muy especial para mi, que por actuar honestamente y con la verdad la herí, por buscar una respuesta, a pesar de que e recibido aceptación, valoración, aprecio, halagos por la forma en que actué por parte de gente muy cercana a mi no le hacen peso en la balanza en comparación a sus palabras, yo solo quiero pedirle perdón. Solo tengo 23 años ahora es que me falta por recorrer, me di cuenta de eso estando también en la montaña, justamente cuando llegamos al container me di cuenta de que el camino seguía pero que ese camino tenia que recorrerlo yo solo.

Related Interests