ÍNDICE

María ALTAMIRANO Southernmost occurrence of the invasive seaweed Sargassum muticum
(Phaeophyta, Sargassaceae) in European and Atlantic Ocean coasts 1
José Manuel GUERRA-GARCÍA Los crustáceos caprélidos: pequeños desconocidos del
Parque Natural del Estrecho 9
Rafael BENJUMEA, Sergio TIRADO El salinete Aphanius baeticus en el río de la Vega
(Tarifa, Cádiz, España) 19
Renaud DE STEPHANIS, Philippe VERBORGH, Pauline GAUFFIER Las poblaciones de calderón
común Globicephala melas en el Estrecho de Gibraltar 37
Alejandro ONRUBIA, Antonio-Román MUÑOZ, Dick FORSMAN, Juan RAMÍREZ, Andrés DE LA
CRUZ Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar 47
Miguel GONZÁLEZ, Pablo ORTEGA, Fernando ENRIQUE, Antonio CAVAS Estación de Anillamiento
de Esfuerzo Constante “El Torrejón” (Algeciras, Cádiz). Resultados en 2007-2008 55
Alejandro ONRUBIA, Gonzalo M. ARROYO, Luis BARRIOS, Antonio-Román MUÑOZ, Andrés DE
LA CRUZ, Juan RAMÍREZ, Miguel GONZÁLEZ, David CUENCA Migración diurna visible de
pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar. Año 2008 65
Miguel GONZÁLEZ, Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ Características de la invernada de
una población de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar (sur de España) 73
PROGRAMA MIGRES
Programa MIGRES Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar:
resultados del Programa Migres 2008 83
NOTAS BREVES
Ezequiel ANDREU Primera recaptura de rorcual común Balaenoptera physalus en el Estrecho
de Gibraltar 105
Alejandro ONRUBIA, Carlos PALACÍN, Benedicto CAMPOS Censo invernal de grullas Grus grus
en el norte de Marruecos (invierno 2008/2009) 107
Juan RAMÍREZ Fenología y preferencias de hábitat de la polluela pintoja Porzana porzana en la
provincia de Málaga 111
Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ, Antonio-Román MUÑOZ, Fernando JUBETE, Hamid RGUIBI,
Carlos ZUMALACARREGUI Identifcación de áreas importantes para la migración del carricerín
cejudo Acrocephalus paludicola en Marruecos. Resultados de la campaña 2008 115
FORUM
Renaud DE STEPHANIS, Esteban PAVO, Christophe GUINET, Philippe VERBORGH, Juan Manuel
SALAZAR-SIERRA, Susana GARCÍA-TÍSCAR Evaluación de las poblaciones de orca Orcinus
orca en aguas Andaluzas para ser incluidas en la categoría de En Peligro de Extinción del
Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas 123
Luis BARRIOS Euromigrans, un proyecto de seguimiento coordinado de la migración en el
paleártico occidental 131
LISTA SISTEMÁTICA DE LAS AVES DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 137
LISTA SISTEMÁTICA DE LOS CETÁCEOS DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 169
NOTICIARIO ORNITOLÓGICO DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 2008 175
Diseño y maquetación
Layout
Johanna Franco González
(preimpresion@grafsur.com)
Imprime
Printer
Grafsur-Tarifa, S.L.
Tfno.: +34 956 68 44 50
direccion@grafsur.com
Depósito Legal
CA-414-2009
ISSN
1889-7134
MIGRES Revista de Ecología
Vol. 1, 2009
FUNDACIÓN MIGRES
Ctra. N-340, Km. 96.7
Huerta Grande, Pelayo 11390
Algeciras, Cádiz (España).
Tfno.: +34 956 67 98 57
Fax: +34 956 67 91 26
www.fundacionmigres.org
(info@fundacionmigres.org)
Comité Cientíñco de Fundación Migres
Scientihc Committe of Fundación Migres
Dr. Keith L. BÌLDSTEÌN
Dr. Ìan NEWTON
Dr. Bruno BRUDERER
Dr. Miguel FERRER
Editores
Editorial Board
Antonio-Román MUÑOZ
Carlos Alberto TORRALVO
Gonzalo M. ARROYO
FUNDACÌÓN MÌGRES
(revistamigres@fundacionmigres.org)
Comité Editorial Asesor
Editorial Advisory Board
Dr. María ALTAMÌRANO
Dr. Raquel CARMONA
Dr. Enrique GARCÍA-RASO
Dr. Ricardo GARÌLLETÌ
Dr. Teresa NAVARRO
Dr. Raimundo REAL
Dr. Carmen SALAS
Dr. Virginia SOUZA-EGÌPSY
Dr. Bert TOXOPEUS
MIGRES Revista de Ecología
Prólogo 1
María Cinta CASTÌLLO JÌMÉNEZ
Consejera de Medio Ambiente (Junta de Andalucía)
Centenares de aves diferentes surcan cada año los cielos andalu-
ces en armónica composición hasta conferir a esta región una de
las mayores riquezas ornitológicas del continente. A lo largo de la
historia, multitud de especies vinieron para quedarse, mientras que
otras sólo estaban de paso. Pero en ese devenir de los siglos todas
encontraron en este paraíso de marismas y desiertos, de bosques
y roquedales, un rincón perfecto para anidar o un oasis para hacer
un alto en el camino.
Las consecuencias del cambio global no han pasado inadverti-
das para las aves. La pérdida de hábitats es el principal problema
que les afecta y las alteraciones climáticas han generado modi-
fcaciones en el comportamiento migratorio de muchas de ellas.
El resultado no es alentador, pero su incidencia se ha combatido
en Andalucía con grandes logros en la reintroducción de especies
amenazadas o incluso desaparecidas, como el quebrantahuesos,
el ibis eremita o el águila pescadora. Además, la merma sufrida por
algunas especies se ha contrarrestado con la presencia de otras
que, provenientes mayoritariamente de África, se han convertido
en habitantes insospechados de los ecosistemas andaluces.
Vencejos moros, golondrinas dáuricas o elanios nidifcan aquí
desde hace poco y su llegada se ha producido a través de un acce-
so cargado de valor ecológico, de historia y de leyenda. Allí donde
se funden aguas de un mar y un océano, donde dos continentes
se acercan hasta casi darse la mano, se observa uno de los más
hermosos fenómenos naturales. En un fujo en ambas direcciones,
millones de aves pasan cada año por el Estrecho de Gibraltar en
busca de climas más templados. Así, la región andaluza más me-
ridional atrae también cada año a miles de turistas, estudiosos y
amantes de la naturaleza interesados en observar este espectá-
culo único.
Acoger tal fenómeno es para Andalucía una gran responsabili-
dad, pero también una fuente de conocimiento, una oportunidad de
desarrollo y un privilegio. Por ello, la Consejería de Medio Ambien-
te ha impulsado en la Comunidad iniciativas como el Programa Mi-
gres de voluntariado ambiental, suma de voluntades encaminada
a consolidar el respeto y la conservación de esta belleza, para que
este regalo se convierta en una puesta en valor de Andalucía y su
inimitable riqueza natural.
I
MIGRES Revista de Ecología
Prólogo 2
Miguel FERRER BAENA
Presidente de Fundación Migres
Cuando en 1996 empezamos a darle vueltas a la idea de poner en
marcha una organización que centrara su actividad en la conser-
vación del medio ambiente, que lo hiciera principalmente mediante
la puesta en valor de los procesos naturales, y que trabajara con
un esquema de funcionamiento innovador, teníamos en la cabeza
algo muy parecido a lo que hoy es la Fundación Migres. Pocas
veces como en este caso puede echarse la vista atrás y comprobar
con satisfacción cómo lo que sólo era una idea hace unos años se
ha convertido hoy en realidad.
La idea comenzó a hacerse realidad a fnales de 2003, y desde
entonces hemos trabajado duro para ir asentando un proyecto con
vocación de crecimiento y permanencia a largo plazo. Hemos reco-
gido el testigo del Programa Migres, un proyecto que la Consejería
de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía ha logrado consoli-
dar como uno de los proyectos de seguimiento de la migración de
aves más consistentes de Europa, hemos trabajado mano a mano
con empresas privadas para minimizar el efecto que el desarrollo
de algunas infraestructuras tiene sobre el medio, y hemos puesto
especial empeño en difundir los valores naturales del Estrecho de
Gibraltar y la importancia de esta zona para el control de la evolu-
ción de la biodiversidad en Europa.
Empezamos ahora a afrontar un nuevo e importante reto: rea-
lizar investigación en temas medioambientales, y hacerlo desarro-
llando un modelo común en muchos países europeos pero aún
muy poco utilizado en España. Nuestra intención es involucrar de
un modo directo al sector privado en la investigación, aprovechan-
do que hoy son muchas, y cada vez serán más, las empresas que
entienden la gran importancia social y económica que conlleva la
aplicación del conocimiento científco en el desarrollo de la socie-
dad. El entendimiento de cómo se desarrollan los procesos na-
turales y la importancia del uso de este conocimiento como una
de las bases sobre las que cimentar nuestro desarrollo y nuestro
bienestar como especie es uno de los objetivos marcados por la
Fundación Migres.
Para ello contamos con la próxima puesta en marcha de una
serie de infraestructuras de uso científco, desde donde pretende-
mos no sólo desarrollar nuestro trabajo, si no servir de base ope-
rativa y de apoyo a investigadores nacionales y extranjeros intere-
sados en el estudio de la migración de aves como indicador para
medir las posibles consecuencias que el cambio climático pudiera
tener sobre la biodiversidad. El conocimiento de los cambios tem-
porales y espaciales de la distribución de las especies encuentra
en la comarca del estrecho de Gibraltar un marco incomparable a
III
nivel mundial dada su estratégica situación geográfca, a caballo
entre dos continentes y dos mares.
Contamos también con la puesta en marcha de una red de co-
ordinación de centros de seguimiento de la migración de aves a lo
largo del Paleártico Occidental. A través de esta red, Euromigrans,
se va a fortalecer la información disponible sobre la evolución de
las poblaciones y de la migración de distintos grupos de aves en
Europa, generándose información muy valiosa para afrontar la
gestión de estas especies basada en criterios científcos.
En 2009 lanzamos esta revista, con la que queremos abrir un
nuevo espacio a las personas o instituciones que compartan con
nosotros el interés por la difusión de los valores naturales y la idea
de que hacerlo es una magnífca herramienta de conservación y
educación. Pretendemos complementar otras iniciativas ya exis-
tentes en la zona, con el convencimiento de que cuanto más sea-
mos las voces que lancemos el mensaje mayor será el efecto que
consigamos con el fn último de conservar los excelentes valores
naturales de la comarca del estrecho de Gibraltar.
IV
Presentación de la revista de ecología MIGRES
Antonio-Román MUÑOZ, Carlos A. TORRALVO y Gonzalo M. ARROYO
Editores
La revista de ecología Migres nace con la fnalidad de servir como
cauce para acercar y conectar diversas disciplinas científcas en
una zona de extremado valor ecológico, aunque también son ob-
jetos de la revista la divulgación y el debate, sin renunciar al rigor
propio de la actividad científca. Se trata, por tanto, de cumplir con
dos objetivos, investigación y divulgación, en torno a una visión
multidisciplinar del mundo de la ciencia. Aunque Fundación Migres
cuenta con una corta historia, es notable la actividad que desarro-
lla. Con el deseo de consolidar su presencia en foros nacionales
e internacionales se ha acordado la publicación de una revista de
carácter periódico cuyo primer número ve ahora la luz.
Probablemente los objetivos fnales de esta revista, y la dosis
de ilusión con la que se aborda, sean realmente desproporciona-
dos con lo modesta que la realidad pueda hacer una publicación
como la que aquí se presenta. En cualquier caso, los miembros del
Comité Editorial y de Redacción de la revista estamos plenamente
convencidos de que vale la pena disfrutar con este desafío.
Un primer rasgo que deseamos destacar de la Revista de Eco-
logía Migres es su claro y marcado carácter participativo. Con la re-
vista se pretende fomentar la creatividad, buscando nuevas ideas y
elementos de refexión o desarrollo dentro del terreno transdiscipli-
nar, así como provocar el debate en torno a las nuevas ideas que
vayan surgiendo. En un mundo en el que se produce una creciente
especialización en los saberes, se generan las condiciones propias
para la emergencia de nuevas formas de producir conocimiento,
donde los vínculos entre la ciencia y su dimensión social estén
cada vez más implicados en la producción del saber. Estamos con-
vencidos de que hay innumerables posibilidades, aún no aprove-
chadas ni contrastadas, dentro de este ámbito transdisciplinar.
Para cumplir los objetivos anteriormente citados, la revista
cuenta con varias secciones, que no constituyen una estructura
cerrada o defnitiva, ya que ésta se puede ir modifcando con el
devenir del tiempo en función de las propuestas e ideas que vayan
aportando tanto los lectores, como los miembros del Comité Cientí-
fco de Fundación Migres y del Comité Editorial de la revista. Su es-
tructura es la clásica de las revistas científcas de la especialidad,
vertebrada en torno a artículos y notas breves, y se mantiene como
base el formato tradicional en papel, aunque se podrá disponer de
una versión on-line, de libre distribución, a través de la página web
de la Fundación Migres. Se va a realizar un gran esfuerzo para
que la revista tenga una amplia distribución, si bien llegará hasta
donde se propongan nuestros lectores, ya que el desarrollo de sus
contenidos y sus secciones depende en gran medida del nivel de
participación de los mismos.
MIGRES Revista de Ecología
V
La Revista de Ecología Migres es heredera del que durante
once años ha sido el boletín del Programa Migres, que adquiere
con este nuevo formato un carácter mucho más abierto y partici-
pativo. Desde estas líneas damos nuestro más sincero agradeci-
miento a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalu-
cía, quien apuesta desde 1997 por el seguimiento científco de las
migraciones en el estrecho de Gibraltar, posibilitando de este modo
un seguimiento a largo plazo. También agradecer de forma espe-
cial a la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras su apoyo al
proyecto de edición de la revista, así como a los autores que, des-
de variadas disciplinas, han colaborado y enriquecido este primer
volumen. Reconocer igualmente el apoyo que desde las empresas
Acciona Trasmediterránea y Turmares Whalewatching se presta a
los proyectos de la Fundación Migres. Por último, a todos los lecto-
res y a los futuros autores, una calurosa bienvenida en la confanza
de que las páginas que tienen ante sus ojos sean sólo el comienzo
de un fructífero y duradero proyecto editorial.
VI
¿Qué es la Fundación Migres?
Ìgnacio GÌL DE BERNABÉ
Gerente de Fundación Migres
La Fundación Migres es una entidad privada sin ánimo de lucro,
fundada en 2003, promovida por la Junta de Andalucía, y cuyos
objetivos fundacionales son:
- Ìnstaurar un foro de encuentro entre expertos, instituciones
y colectivos para el estudio, conservación y difusión de la
naturaleza y en especial de la migración de aves.
- Potenciar las actividades con relevancia socioeconómica que
se desarrollen entorno al aprovechamiento sostenible de los
recursos naturales de la zona, en especial los relacionados
con la migración de aves y otros grupos de especies.
Para ello, desarrolla actividades como:
- Promover, difundir, y realizar programas de investigación,
sensibilización y formación sobre el fenómeno de las migra-
ciones.
- Conservar y mejorar el patrimonio natural
- Desarrollar y fomentar actividades orientadas al desarrollo
sostenible de la comarca y al turismo asociado al fenómeno
de las migraciones.
- Potenciar la realización de seminarios, jornadas, reuniones,
etc., en lo que analizar aspectos derivados de las migracio-
nes.
- Realizar actuaciones en materia de cooperación para el de-
sarrollo y solidaridad internacional.
- Realizar actuaciones en materia de voluntariado.
Patronato
La actual composición del patronato es:
- D. Miguel Ferrer Baena, Patrono Presidente (CSÌC).
- D. José Carlos García, Vicepresidente y Patrono represen-
tante de la Universidad de Sevilla.
- D. Felipe Oliveros, Patrono representante de la Consejería
de Medio Ambiente.
- Dña. Rosario Espejo, Patrono representante del Ayuntamien-
to de Algeciras.
- D. Guillermo Planas, representante de la Asociación Eólica
de Tarifa.
- D. Antonio Roldán, Patrono representante de la Diputación
de Cádiz.
MIGRES Revista de Ecología
VII
- D. Jesús Pecino, Patrono representante de la Subdelegación
del Gobierno Andaluz en el campo de Gibraltar.
- Dña. Paola Moreno, patrono representante del Ayuntamiento
de Tarifa.
- D. Francisco Anadón, patrono representante de la AGÌ del
campo de Gibraltar.
- D. Antonio Calvo Roy, patrono representante de Red Eléctri-
ca de España.
- D. Juan José Negro (CSÌC).
- D. Rafael Mañanes Salinas, patrono representante de la Uni-
versidad de Cádiz.
Comité Cientíñco
Con objeto de asegurar y avaIar Ia caIidad cientíñca, tanto en
el diseño como en la evaluación y propuesta de proyectos y pro-
gramas, la fundación cuenta con un comité de especialistas en el
fenómeno migratorio con excelencia científca y reconocido presti-
gio a nivel internacional.
- Dr. Keith L. Bildstein.
- Dr. Ian Newton.
- Dr. Bruno Bruderer
- Dr. Miguel Ferrer
Enfoque
Para la Fundación Migres, el estudio de la migración de aves y su
comportamiento en general, no sólo es necesario para la conserva-
ción de estas especies, sino porque representa un excelente indi-
cador de los cambios que se producen en nuestro entorno y de las
consecuencias que pueden suponer para nosotros como especie.
El estrecho de Gibraltar es uno de los enclaves más importan-
tes del planeta para este tipo de estudios. Por tanto, nuestro pro-
yecto representa una oportunidad única para anticipar tendencias
en el cambio climático y sus consecuencias.
Por otro lado, y desde su creación, desarrollamos nuestra acti-
vidad con el convencimiento de que la conservación de la natura-
leza no debe suponer un coste para la sociedad, sino representar
una oportunidad para la creación de riqueza y ser fuente genera-
dora de recursos.
Por ello, hemos trabajado en la faceta de mediador ambiental.
Una vez que está tomada la decisión de llevar a cabo determina-
das infraestructuras, nuestro objetivo es colaborar en su implan-
tación, para que provoquen el menor impacto posible y al mismo
tiempo, sirvan para reforzar aquellos elementos más sensibles y
débiles del sistema.
VIII
Instalaciones
Actualmente cuenta con una sede en Sevilla, ubicada en las insta-
laciones que REE tiene en la Ìsla de la Cartuja, y en el marco del
convenio de colaboración que ambas entidades tienen suscrito.
También tiene una sede en Huerta Grande, Pelayo, en un edif-
cio cedido por el Ayuntamiento de Algeciras.
Por último, dispone de una estación de campo en el embalse de
Barbate, cedida por la Confederación Hidrográfca del Guadalquivir.
Sus comienzos
En 2003, la Fundación Migres y la Asociación Eólica de tarifa frman
un convenio para la ejecución de una serie de medidas ambienta-
les asociadas a los parques eólicos de la Janda. Este proyecto,
además de ser el primero que se frmó, constituye una apuesta
a largo plazo por conciliar desarrollo y medioambiente, ya que su
duración es de 20 años, e incluye la coordinación y supervisión de
la vigilancia ambiental de dichos parques eólicos.
En 2004, Fundación Migres comienza sus actividades den-
tro del programa Migres, Proyecto de Seguimiento Científco de
la Migración de Aves en el estrecho de Gibraltar, promovido por
la Consejería de Medio Ambiente. Ìnicialmente se encarga de la
puesta en marcha de la fase de seguimiento de la migración de
aves marinas. En 2006, pasa a hacerse cargo del seguimiento de
la migración postnupcial de aves planeadoras, y en 2007 inicia el
diseño del seguimiento de paseriformes y de la migración prenup-
cial de aves planeadoras. En ese mismo año se integran todos los
seguimientos en un único programa, consiguiendo así optimizar
esfuerzos a partir de un equipo humano consolidado y estable.
Desde 2004, F. Migres participa en el proyecto de Cría en cau-
tividad de Águila Ìmperial que la Consejería puso en marcha en
San Jerónimo, Sevilla. Sus labores son las de servicio de apoyo y
gestión de dicho centro.
En 2005, F. Migres y Red Eléctrica de España (REE) frman el
convenio de colaboración para el diseño y ejecución de las medidas
compensatorias asociadas al proyecto REMO (refuerzo eléctrico me-
diterráneo occidental) segunda interconexión España÷Marruecos.
Proyectos
PROGRAMA MIGRES
El Programa Migres, puesto en marcha en 1997, constituye uno de
los mayores esfuerzos sostenidos de seguimiento de aves migra-
torias que se realiza en Europa.
En los comienzos, distintas instituciones han participado en las
tareas de diseño de la metodología del programa: SEO diseñó el
IX
seguimiento postnupcial de aves planeadoras, la Universidad de
Cádiz hizo lo propio con Aves Marinas, y F. Migres fnalizó en 2008
el diseño del programa de seguimiento de aves paseriformes, así
como el estudio de la migración prenupcial de aves planeadoras.
Una vez defnidos los protocolos de trabajo, F. Migres se ha ido
haciendo cargo de las labores de seguimiento y conteo aplicando
dichas metodologías. Esto permite un óptimo aprovechamiento del
esfuerzo y de los medios técnicos, así como la posibilidad de man-
tener un equipo humano estable.
El objetivo principal de la metodología es conseguir series tem-
porales consistentes y susceptibles de ser explotadas científca-
mente. Por ello, no se pretende contar cifras totales de aves que
cruzan el estrecho, sino censos en los observatorios más repre-
sentativos, y durante unos periodos estandarizados, adaptados a
cada especie. Para todo ello, se cuenta con la participación activa
de voluntarios del Programa de Voluntariado Ambiental de la Junta
de Andalucía, habiéndose convertido a lo largo de estos años en
uno de los programas ambientales de participación ciudadana más
consolidados del territorio español.
MEDIDAS COMPENSATORIAS
Las medidas compensatorias, a diferencia de las medidas preven-
tivas y correctoras del impacto, no se dirigen a frenar las conse-
cuencias directas que la construcción de una infraestructura pro-
duce, sino a paliar el posible efecto difuso que ésta puede tener en
el ecosistema. En este sentido, los proyectos que F. Migres lleva a
cabo en este marco no se restringen a compensar exclusivamente
a aquellos hábitats y especies afectados por la construcción y ul-
terior funcionamiento de la infraestructura, si no que van dirigidos
a fortalecer los elementos más sensibles del ecosistema con el
objetivo de reducir su fragilidad.
Proyecto Remo
La Fundación Migres viene gestionando desde 2005 un paque-
te de proyectos fruto del convenio de colaboración con REE
para la ejecución de las medidas compensatorias correspon-
dientes al proyecto REMO (segunda interconexión eléctrica
España-Marruecos).
Parques eólicos de la Janda
En octubre de 2003, Migres frmó un acuerdo de colaboración
por 20 años con la Asociación Eólica de Tarifa, por el cual se
hizo cargo de la coordinación y supervisión de la vigilancia am-
biental de sus parques eólicos, así como de las medidas am-
bientales asociadas.
CRIA EN CAUTIVIDAD DE AGUILA IMPERIAL
La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía en-
X
comienda en 2005 la gestión del Centro de cría en cautividad del
águila imperial ibérica de San Jerónimo (Sevilla) a F. Migres. Este
centro cuenta con el asesoramiento científco de la Estación Bioló-
gica de Doñana y culmina en diciembre de 2006 su fase de puesta
en marcha para dar paso a una segunda fase, en la que nos en-
contramos, y en la que se pretende conseguir la reproducción en
cautividad de esta especie, además de crear un reservorio gené-
tico y facilitar la divulgación entre especialistas de las técnicas de
cría en cautividad.
DESARROLLO SOCIOECONÓMICO
Feria de las Aves
En 2008, F. Migres promovió la celebración de la Feria Ìnterna-
cional de las Aves en Tarifa, con un notable éxito de visitantes
y expositores.
Emprendedores del Medio Natural
Por encargo de la Consejería de Ìnnovación, en 2007 F. Migres
pone en marcha un proyecto para potenciar el desarrollo y con-
solidación de empresas basadas en la puesta en valor de los
recursos naturales de Andalucía.
CUSTODIA DEL TERRITORIO
La custodia del territorio se defne como un modelo de gestión de
la biodiversidad basado en acuerdos voluntarios de colaboración
entre propietarios públicos y privados y entidades de custodia, de
manera que sea compatible con el desarrollo socio económico de
la zona a gestionar. Esta formula proporciona una gran agilidad y
dinamismo a la hora de aplicar las estrategias de conservación y
gestión de la naturaleza.
Creación de Ínsulas
Cinco fundaciones ambientales andaluzas: Andanatura, Doña-
na 21, Falcor, Gypaetus y F. Migres, crean en 2006 la Asocia-
ción Ínsulas para establecer las bases y crear la Red Andaluza
de Custodia y Gestión del Territorio. Esta Red nace con los ob-
jetivos de impulsar y coordinar las actuaciones de custodia del
territorio en el ámbito andaluz.
Proyecto Salina la Esperanza
A raíz de un acuerdo marco de colaboración suscrito entre am-
bas partes en Junio de 2007, la Demarcación de Costas del
Andalucía - Atlántico (Ministerio del Medio Ambiente y del Me-
dio Rural y Marino) ha encomendado a la Fundación Migres,
en el marco del Plan Bahía, el diseño de un modelo de gestión
integrada de salinas costeras, que sea sostenible económica y
ambientalmente. El objetivo principal es la recuperación de la
salina haciendo compatible la actividad salinera tradicional con
XI
la conservación e investigación del entorno, la educación am-
biental y el turismo de naturaleza. Ésta propuesta se basa en la
experiencia llevada a cabo por la Universidad de Cádiz dentro
del Proyecto SAL Atlántico (Ìnterreg ÌÌÌB 159-SAL).
Para aplicar dicho modelo, y a modo de experiencia piloto,
se puso en marcha este proyecto en La Salina la Esperanza,
que es una fnca de aproximadamente 35 hectáreas situada
en el término municipal de Puerto Real (Cádiz) que ha sido
recientemente recuperada para el Dominio Público Marítimo
Terrestre.
DESARROLLO TECNOLÓGICO
Detector de Impactos
Desde 2008 por encargo de REE, F. Migres está trabajando en
colaboración con la Universidad de Sevilla en el desarrollo de
un sistema de detección de posibles impactos de aves en los
cables de tierra de las líneas eléctricas, que permita conocer en
tiempo real la localización de estos impactos.
Dispositivo anti-electrocución de avifauna
En 2008, F. Migres participó en el desarrollo de un dispositivo
anti-electrocución de aves para tendidos eléctricos, que consis-
te en una protección de plástico rígido colocada en los sistemas
de sujeción al poste y con una longitud aproximada de 1,5 m.
De esta manera, existe espacio sufciente para que las aves
realicen sus apoyos sin riesgo de electrocución. Así, en Sep-
tiembre de 2007, se obtiene el primer boceto para un perfl de
14mm de diámetro en EPDM (Etileno, Propileno, Dieno, Mono-
mero) cuyo espesor será de 4 mm.
Congresos y Eventos
- Sevilla, Marzo de 2008.- Reunión de Expertos en Biodiversi-
dad y Cambio Climático dentro de la Convención de Berna
(consejo de Europa) celebrada durante los días 13 y 14 de
marzo en Sevilla.
- Algeciras, 2007.- FÌRST CONFERENCE ON BÌRD MÌGRA-
TÌON AND GLOBAL CHANGE.
- Algeciras, (sede fundación) Anualmente, ENCUENTRO DE
EXPERTOS ÌNTERNACÌONALES EN ÁGUÌLA PESCADO-
RA.
- Algeciras, 2008. VÌ CONGRESO DEL GRUPO ÌBÉRÌCO DE
AVES MARÌNAS.
- Algeciras 2010 (en preparación). SECOND CONFERENCE
ON BÌRD MÌGRATÌON AND GLOBAL CHANGE.
XII
MIGRES Revista de Ecología
ARTÍCULOS
María ALTAMÌRANO 1
Southernmost occurrence of the invasive seaweed Sargassum muticum
(Phaeophyta, Sargassaceae) in European and Atlantic Ocean coasts
José Manuel GUERRA-GARCÍA 9
Los crustáceos caprélidos: pequeños desconocidos del Parque Natural
del Estrecho
Rafael BENJUMEA, Sergio TÌRADO 19
El salinete Aphanius baeticus en el río de la Vega (Tarifa, Cádiz, España)
Renaud DE STEPHANÌS, Philippe VERBORGH, Pauline GAUFFÌER 37
Las poblaciones de calderón común Globicephala melas en el
Estrecho de Gibraltar
Alejandro ONRUBÌA, Antonio-Román MUÑOZ, Dick FORSMAN,
Juan RAMÍREZ, Andrés DE LA CRUZ 47
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de
Gibraltar
Miguel GONZÁLEZ, Pablo ORTEGA, Fernando ENRÌQUE, Antonio CAVAS 55
Estación de Anillamiento de Esfuerzo Constante ¨El Torrejón¨
(Algeciras, Cádiz). Resultados en 2007-2008
Alejandro ONRUBÌA, Gonzalo M. ARROYO, Luis BARRÌOS, Antonio-Román
MUÑOZ, Andrés DE LA CRUZ, Juan RAMÍREZ, Miguel GONZÁLEZ,
David CUENCA 65
Migración diurna visible de pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar.
Año 2008
Miguel GONZÁLEZ, Alejandro ONRUBÌA, Juan RAMÍREZ 73
Características de la invernada de una población de escribano palustre
en el Estrecho de Gibraltar (sur de España)
A
R
T
Í
C
U
L
O
S
Southernmost occurrence of the invasive seaweed Sargas-
sum muticum (Phaeophyta, Sargassaceae) in European
and Atlantic Ocean coasts
María ALTAMIRANO
MIGRES Revista de Ecología
Abstract
In February 2009 some drifted plants of the seaweed Sargassum muti-
cum were found in Los Lances beach (Parque Natural del Estrecho, Ta-
rifa, Cádiz, Southern Spain), representing the southernmost occurrence
of the species in European and Atlantic coasts, as well as the frst one
in Andalusian shores. This species is considered one of the top ten most
invasive seaweeds in Europe. Drifted thalli found in Tarifa were reproduc-
tive, exhibiting receptacles containing eggs. Considering that drifting of
reproductive plants are the main pathway of secondary introductions and
dispersal of this species, the occurrence of S. muticum in the protected
area of Parque Natural del Estrecho in the nearby of the Strait of Gibraltar,
should be considered as a potential increase of its geographical distribu-
tion. Hypotheses on the origin of these drifted material and the possible
implications of an introduction of S. muticum at the Strait of Gibraltar are
discussed.
Resumen
En febrero de 2009 se encontró material arrojado de la especie de ma-
croalga marina Sargassum muticum en la playa de Los Lances (Parque
Natural del Estrecho, Tarifa, Cádiz, Sur de España), representando la
observación más meridional de esta especie en las costas europeas y del
océano Atlántico, así como la primera cita para las costas andaluzas.
Esta especie es considerada una de las diez algas más invasoras de Euro-
pa por el impacto ecológico, social y económico que produce. En España
se encuentra establecida únicamente en la costa norte y noroccidental.
En el Mediterráneo español sólo se ha citado en Cataluña como material
arrojado. El material encontrado en Tarifa se encontraba reproductivo,
presentando receptáculos que contenían oosferas. Teniendo en cuenta que
el material reproductivo arrojado a la deriva es la principal vía de segun-
das introducciones y dispersión de esta especie, la presencia de material
arrojado de S. muticum en el espacio protegido del Parque Natural del
Estrecho, en las cercanías del Estrecho de Gibraltar, debería considerarse
como un incremento potencial de su área de distribución. En este trabajo
se discuten diferentes hipótesis sobre el origen de este material arrojado,
como por ejemplo a partir de las poblaciones atlánticas más cercanas
presentes en el Algarve portugués. También se analizan las implicaciones
de una posible introducción de S. muticum en el Estrecho de Gibraltar,
Keywords
corology; distribution; inva-
sive species; macroalgae;
Sargassum muticum.
Palabras clave
corología; distribución; es-
pecie invasora; macroalga;
Sargassum muticum
Correspondencia
Dpto. Biología Vegetal (Botá-
nica), Facultad de Ciencias,
Campus de Teatinos s/n,
Universidad de Málaga, E-
29071 Málaga, Spain
(altamirano@uma.es)
1 Migres 1, 1-8
2
Altamirano
Migres 1, 1-8
como alteraciones en las comunidades marinas naturales y disminución
de los servicios recreacionales de la costa, así como una vía de entrada al
Mediterráneo occidental, donde la especie aún no está presente.
Introduction
Biological invasions are important elements of
global change (Occhipinti-Ambrogi 2004), repre-
senting the second threaten for earth biodiversity in
terms of importance (Vitousek et al. 1997; Keane
& Crawley 2002), and being responsible of the
decline and even collapse of several marine eco-
systems (Harris & Tyrrell 2001; Stachowicz et al.
2002). Seaweeds represent an important component
of marine exotic species, ranging between 10-40%
of the total number of introduced species (Schaf-
felke et al. 2006). Naturalization and fast and wide
expansion of some of these species mean a high
risk for marine ecosystems, as seaweeds may func-
tion as ecosystem engineers, being able to change
their structure and function monopolizing the space
and altering trophic nets (Thresher 2000).
One of the indicators suggested by the Euro-
pean Environment Agency (EEA 2007), to monitor
progress for halting the loss of biodiversity in Eu-
rope, concerns invasive alien species. This indica-
tor comprises two elements, the cumulative number
of alien species since 1900 and the worst invasive
alien species threatening biodiversity, which is a
list of species that have severe recognized impacts
on biological diversity. These two elements rely
on the increasing knowledge of invasive species
in Europe, including their distribution throughout
European countries.
The large brown algae Sargassum muticum
(Yendo) Fensholt (Phaeophyta, Sargassaceae) is in-
cluded in the top ten most invasive species of mac-
roalgae in Europe, based on its impact and species
traits (Nyberg & Wallentinus 2005; EEA 2007).
This species is native from Japan, China, Russia
and Korea, and may be 0,75-1,20 m long, reaching
up to 8,5 m in invaded populations in northern Eu-
rope (Steen & Rueness 2004). Plants occurs from
the lower intertidal zone to the upper sublittoral,
and are attached to hard substrata (rock, stones,
pebbles, artifcial ones such as ropes, glass, plastic
or metal, shells, and barnacles) by a disc-shaped
holdfast, which bears a central perennial stem hav-
ing several lateral branches. On these branches
fattened oval blades and numerous small 2-3 mm
round pear-shaped air bladders rise; these pneuma-
tocysts sit on small stems, and allow the alga to
stand upright in the water and detached stems to
foat and be drifted.
The life cycle of S. muticum includes a gamete
forming generation, whose numerous fronds se-
nesce at the end of the vegetative period, remaining
only the holdfast portion. Reproduction includes
the formation on monoecious self-fertile single ci-
gar-shaped receptacles, which produces both oogo-
nia and antheridia.
As an invasive species, S. muticum was frst
cited in British Columbia (Canada) in 1944. Nowa-
days it is established in North America on the east-
ern Pacifc coast from south Alaska (USA) to Baja
California (Mexico) (Wallentinus 1999b). In Europe
it frst appeared in 1973 on the south coast of Eng-
land (Farnham et al. 1973); since then the species
has rapidly widespread north and southward across
European Atlantic coasts from Norway to south-
ern Portugal (Critchley et al. 1983; Rueness 1989;
Fernández 1999; Karlsson & Loo 1999, Engelen et
al. 2003; Varela et al. 2006). On the Mediterranean
coasts of Europe the presence of S. muticum was
frst reported in 1980 associated to oysters culture
in l’Étang de Thau (France), and later in 1992 in the
lagoon outside Venice (Italy) (Wallentinus 1999b;
Ribera 2002). In Spain the species is established
only on northern and northwestern coast, where it
was frst recorded in 1985 (Casares et al. 1987); on
Mediterranean coasts it has only been reported as
drift material in Cataluña (north-eastern Spain) and
Balearic Islands (Rull Lluch et al. 1994; Ribera et
al. 1995). No record of S. muticum has been pro-
vided up to now in southern Spain.
Several types of impacts have been detected as-
sociated with S. muticum, depending on the habitat
or species assemblages. As other invasive species
of macroalgae, S. muticum is a strong competitor
with native fora for space and light (Critchley et
al. 1986, 1990; Staehr et al. 2000; Britton-Sim-
mons 2004; Sánchez et al. 2005), being directly

Southernmost occurrence of Sargassum muticum
Migres 1, 1-8
responsible of changes in its composition, abun-
dance, primary productivity (Karlsson et al. 1995;
Staehr et al. 2000; Sánchez et al. 2005), and indi-
rectly, of increased sedimentation due to elevated
biomass input and detritus, that fnally alters nutri-
ent cycle (Pedersen et al. 2005). Different marine
macrophytes communities have been reported to
be affected by the invasion of S. muticum, such as
kelp assemblages, Fucales stands (Ambrose & Nel-
son 1982; Cosson 1999; Staehr et al. 2000), and
even Zostera marina L. meadows (Givernaud et
al. 1991). Invasive success of S. muticum lies in
its rapid growth rate, long life span, high fertility,
biomass and densities, and effective mechanisms
of short and long range dispersion mainly depend-
ing on drift material (Norton 1976; 1977; Critchley
et al. 1986).
The present work describes the southernmost
occurrence of S. muticum in Europe and Atlantic
Ocean coasts, hypothesizing on its possible origin
and implications.
Materials and methods
Drifted samples of S. muticum were collected on
22 February 2009 on the sandy beach of Los Lanc-
es (Tarifa, Cádiz, Southern Spain, 36º01’09”N
05º36’54”W) in the protected area Parque Natural
del Estrecho. Material was rehydrated and identi-
fcation performed according to Gómez-Garreta
(2000). Microscopic samples were studied using a
microscope Nikon and photographs were obtained
with a settled digital camera of the same trade-
mark. Some identifed samples were pressed and
prepared for herbarium sheets to be included in the
Herbarium of the Universidad de Málaga (MGC)
(MGCPhyc 4690, MGCPhyc 4691). Herbarium ac-
ronyms follow Holgrem et al. (1990).
Results
Drifted thalli were approximately 30 cm length,
exhibiting typically slender summer shoots (Figure
1a) with small blades (<1cm length) (Figure 1b)
and numerous pedicelated pear-shaped pneumato-
cysts (Figure 1c).
Some thalli presented abundant simple cylin-
drical receptacles approximately 3 mm length (Fig-
ure 1d) distributed along thin shoots intercalated
with the small blades. These receptacles contained
conceptacles (Figure 1e) with eggs (Figure 1f), that
do not seem to be fertilized yet.
Discussion
This drifted material of S. muticum represents the
southernmost occurrence of the species in Euro-
pean and Atlanctic ocean coasts, as well as the frst
observation in Andalusia.
Several hypotheses can be speculated for the
origin of these drifted plants, based on its reproduc-
tive stage, present biogeography and knowledge on
introduction and dispersal pathways. Plants found
in Tarifa in winter exhibited receptacles contain-
ing eggs. It is known that reproduction period of
S. muticum differs between native and introduced
areas. In native areas receptacles are formed in
winter-spring (Deysher 1984; Yoshida 1983); in
introduced populations reproductive period range
from early spring to early autumn depending on
a combination of number of days above a certain
temperature (Deysher 1984), but in other places,
i.e. Mexico and southern US, plants are fertile the
whole year (Espinoza 1990; Nicholson et al. 1981).
Considering the biogeography of the species, the
nearest known population of S. muticum is located
in the south of Portugal, in Ría Formosa (Engelen
et al. 2003; Varela et al. 2006; http://www.ccmar.
ualg.pt/algae/projects/Sargasum_leaflet.pdf),
although there might be nearest ones still unrecord-
ed in Atlanctic coast of Andalusia. Dispersal rates
of S. muticum, by drifted plants and propagules,
have been estimated between 10-50 km per year
(Wallentinus 1999a), although larger rates were ob-
served along the north-eastern Pacifc coasts (Dey-
sher & Norton 1982; Espinoza 1990). Considering
these facts, several hypotheses on the origin of the
drifted plants found in Tarifa may be suggested; in
all of them the strong west wind that was blowing
the days before the collection of the samples may
have played an important role in the dispersion of
the thalli.
First hypothesis points to the Portuguese popu-
lations as the source population. Considering the
information on reproduction in introduced areas, if
plants came from southern Portugal it implies that
plants were detached months ago and have been

Altamirano
Migres 1, 1-8
Figure 1 Sargassum muticum: a) plant habit; b) microphyla; c) pneumatocyste, d) receptacles; e) concepta-
cles with eggs; f) egg.
Figura 1 Sargassum muticum: a) hábito de la planta; b) microfla; c) pneumatocisto, d) receptáculos; e) con-
ceptáculos con ovocélulas; f) ovocélula.
a
b
c d
e f
5 mm
1 mm 1 mm
200 µm
50 µm
2 cm

Southernmost occurrence of Sargassum muticum
Migres 1, 1-8
drifting at least since the beginning of the previous
autumn.
Another hypothesis is that in the nearest coast
of Cádiz province there are populations of S. mu-
ticum that have not been recorded yet. This sug-
gestion lies on the fact that in the Atlantic coasts
of Cádiz there are numerous culture farms of bi-
valves, including mussels and the Japanese oyster.
Accidental transport associated with aquaculture
activities (as epiphytes, growing on shells or pack-
ing bags) is the largest single pathway of introduc-
tion of exotic invasive species of macroalgae, in
terms of spread, abundance and negative impacts
(Ribera 2003). In fact, the frst introduction of S.
muticum in Europe occurred due to imports of oys-
ters from British Columbia or Japan in the 1960s
(Belsher 1991; Critchley et al. 1990; Farnham
1997), as well as the frst record in Northern Ire-
land in 1995, with S. muticum probably introduced
on old oyster bags imported from the Channel Is-
lands (Boaden 1995).
The third hypothesis on the origin of this drift-
ed material relies on the intense maritime traffc of
boats through the Strait of Gibraltar, with special
interest on the annual arrival of Japanese boats for
commercial purposes linked to tuna fshing. Drifted
material could have been transferred anyway (on
the hull, ropes, etc) by these boats, from native or
other introduced populations to the Strait of Gibral-
tar. All these hypotheses should be tested by molec-
ular genetics analysis (Andreakis et al. 2004, 2007,
Varela et al. 2006) in order to determine which is
exactly the source population of the drifted mate-
rial found in Tarifa. This information would have
important implications for the development of pre-
vention systems for the invasion of S. muticum, not
only in the protected area of the Parque Natural del
Estrecho, but also at the whole area of the Strait of
Gibraltar, with the African continent still without
records of this invasive species.
Although the fnding of drifted thalli does not
mean the establishment of a population, the occur-
rence of this material in a protected area as Parque
Natural del Estrecho should be cause of concern,
as drifting plants are the frst pathway of secondary
introduction and dispersal of S. muticum (Wallenti-
nus 1999b). Nowadays it is known that the spreads
of S. muticum from south England coast north-
wards to the Netherlands (Staehr et al. 2000) and
along the Pacifc coast of US (Deysher &Norton
1982; Critchley et al. 1990) occurred due to drift-
ing thalli. Dispersal by drifting plants may imply
areas with disjunct populations, often starting in
bays where debris or drifted material accumulates
(Deysher & Norton 1982; Karlsson & Loo 1999),
such as Los Lances beach in Tarifa could be. Fur-
thermore, germlings dispersal occurs within only
few meters from parental plants, thus recruitment
for new populations depends on drifting of repro-
ductive plants. Since S. muticum is monoecious and
self-fertile, few drifted reproductive plants could
potentially produce millions of germlings, being
released with the attaching rhizoids already formed
and ready to attach to new substrata and develop
new plants (Fletcher & Fletcher 1975).
The occurrence of drifted material of S. mu-
ticum at the Strait of Gibraltar means a potential
increase of its geographical distribution, independ-
ently of whether the species behaves as an invasive
one or not at this area. Parque Natural del Estrecho
is a protected area, among other reasons, because
of its high and unique marine biodiversity. At the
present there are two other invasive species of mac-
roalgae well established at this place and threat-
ening its sublittoral communities, Asparagopsis
armata Harvey and Asparagopsis taxiformis (De-
lile) Trevisan (Altamirano et al. 2008), the latter
introduced very recently. Sargassum muticum rep-
resents the third invasive species of macroalgae
found at the protected area, which in case of suc-
cessful establishment could compete with natural
shallow communities such as Cystoseira ones, or
even compete with the other invasive species A. Ar-
mata, which already forms naturalized stands (Bal-
lesteros & Pinedo 2004). Crithchley et al. (1986)
described several impacts of S. muticum, some of
them in the amenity and recreational use of water
areas (e.g. swimming, sail boarding, sun bathing)
because of large mats of weeds that can even cause
offensive smells.
The geographical area where this drifted ma-
terial has been found may be especially critical
and sensitive to the introduction of S. muticum for
several reasons. First of all because the Strait of
Gibraltar represents the entrance to the Mediterra-
nean Sea from the Atlantic Ocean and a very short
separation from Africa coast; secondly, because
Cádiz offers sheltered or semiexposed shores sus-

Altamirano
Migres 1, 1-8
ta) reveals cryptic diversity. Molecular Ecol-
ogy 16: 2285-2299.
Ambrose, R.F., Nelson, B.V. 1982. Inhibition of gi-
ant kelp recruitment by and introduced brown
alga. Botanica Marina 25: 265-267.
Ballesteros, E., Pinedo, S. 2004. Los bosques de
algas pardas y rojas. In: A.A. Luque & J. Tem-
plado (eds.). Praderas y bosques marinos de
Andalucía. Pp. 199-222. Consejería de Medio
Ambiente, Junta de Andalucía, Sevilla, España.
Belsher, T. 1991. Sargassum muticum (Yendo)
Fensholt sur le littoral français. Synthèse des
actions enterprises de 1983 à 1989. IFREMER,
Centre de Brest. Del. 91.25, 96 p.
Boaden, P.J.S. 1995. The adventive seaweed
Sargassum muticum (Yendo) Fensholt in
Strangford Lough, Northern Ireland. Irish Nat-
uralists’ Journal 25: 111-113.
Britton-Simmons, K.H. 2004. Direct and indirect
effects of the introduced alga Sargassum muti-
cum on benthic, subtidal communities of Wash-
ington State, USA. Marine Ecology Progress
Series 277: 61-78.
Casares, C., Gómez, A., Ribera, M.A., Seoane, J.A.
1987. Sargassum muticum (Yendo) Fensholt,
nueva cita para la Península Ibérica. Collecta-
nea Botanica 17: 151.
Cosson, J. 1999. On the progressive disappearance
of Laminaria digitata on the coasts of Calvados
(France). Cryptogamie Algologie 20: 35-42.
Critchley, A.T., Farnham, W.F., Morrell, S.L. 1983.
A chronology of new European sites of attach-
ment for the invasive brown alga, Sargassum
muticum, 1973- 1981. Journal of Marine Biol-
ogy Association U.K. 63: 799-811.
Critchley, A.T., Farnham, W.F., Morrell, S.L. 1986.
An account of the attempted control of an in-
troduced marine alga, Sargassum muticum, in
Southern England. Biological Conservation
35: 313-332.
Critchley, A.T., Farnham, W.F., Yoshida, T., Nor-
ton, T.A. 1990. A bibliography of the invasive
alga Sargassum muticum (Yendo) Fensholt
(Fucales; Sargassacerae). Botanica Marina 33:
551-562.
Deysher, L.E. 1984. Reproductive phenology of
the newly introduced populations of the brown
alga, Sargassum muticum (Yendo) Fensholt.
Hydrobiologia 116/117: 403-407.
ceptible to be invaded by S. muticum (Wallentinus
1999b); and third because of the increment of aqua-
culture activities in the zone, including the coast
of north Africa, the Strait of Gibraltar becomes in
a high risky area for introduction of alien species
(Ribera 2003). Therefore, the occurrence of these
frst plants of S. muticum in this area should mean
a warning note in order to prevent the introduction
of this invasive species at the Strait of Gibraltar,
Africa continent and in the western Mediterranean,
as up to now there is no effective method of eradi-
cation of the species (Critchley et al. 1986; Wal-
lentinus 1999b).
Acknowledgements
This work has been developed in the framework
of the project “Análisis de la expansión de algas
exóticas invasoras en las costas andaluzas: origen,
proceso invasivo, evaluación de impacto y estrate-
gias de prevención en un escenario de cambio
climático” (Ministerio de Ciencia e Innovación,
CGL2008/01549). Author thanks Parque Natural
del Estrecho for its support to the project, and an
anonymous reviewer for the useful suggestions.
Special thanks are given to E. Berecíbar, A. Enge-
len and I. Bárbara for the provided information on
the distribution of S. muticum in southern Portugal.
References
Altamirano, M., Muñoz, A.R., De la Rosa, J.,
Barrajón-Mínguez, A., Barrajón-Domenech,
A., Moreno-Robledo, C., Arroyo, M.C. 2008.
The invasive species Asparagopsis taxiformis
(Bonnemaisoniales, Rhodophyta) on Anda-
lusian coasts (Southern Spain): reproductive
stages, new records and invaded communities.
Acta Botanica Malacitana 33: 1-11.
Andreakis, N., Procaccini, G., Kooistra, W.H.C.F.
2004. Asparagopsis taxiformis and Asparagop-
sis armata (Bonnemaisoniales, Rhodophyta):
genetic and morphological identifcation of
Mediterranean populations. European Journal
of Phycology 39: 273-283.
Andreakis, N., Procaccini, G., Kooistra, W.H.C.F.
2007. Phylogeography of the invasive seaweed
Asparagopsis (Bonnemaisoniales, Rhodophy-
7
Southernmost occurrence of Sargassum muticum
Migres 1, 1-8
Deysher, L.E., Norton, T.A. 1982. Dispersal and
colonization in Sargassum muticum. Journal
of Experimental Marine Biology and Ecology
56: 179-195.
European Environmental Agency. 2007. Halting
the loss of biodiversity by 2010: proposal for a
frst set of indicators to monitor progress in Eu-
rope. EEA Technical Report Nº 11/2007. Eu-
ropean Environmental Agency, Copenhagen,
Denmark, 182 p.
Engelen, A. Santos, R., Alves, C. 2003. Demogra-
phy of the alien species Sargassum muticum at
its southern European distribution limit. Third
European Phycological Congress, Queens Uni-
versity, Belfast, 21-26 July 2003. Program and
Book of Abstract, M8-2, pp. 48.
Espinoza, J. 1990. The southern limit of Sargas-
sum muticum (Yendo) Fensholt (Phaeohyta,
Fucales) in the Mexican Pacifc. Botanica Ma-
rina 33: 193-196.
Farnham, W.F., Fletcher, R.L., Irvinee, L.M. 1973.
Attached Sargassum found in Britain. Nature
243: 231-232.
Farnham, W.F. 1997. Espéces invasives sur les
côtes de la Manche et de l’Atlantique. In:
Dynamique d’espèces marine invasives: ap-
plication à l’expansion de Caulerpa taxifolia
en Méditerranée. Séminaire organicé avec le
concours du ministère de l’Environment et
du programme “Environment, Vie, Sociétes”
du CNRS les 13-14-15 mars 1997. Lavoisier,
Paris, pp. 15-35.
Fernández, C. 1999. Ecology of Sargassum muti-
cum (Phaeophyta) on the north coast of Spain.
IV. Sequence of colonization on a shore. Bo-
tanica Marina 33: 423-428.
Fletcher, R.L., Fletcher, S.M. 1975. Studies on the
recently introduced brown alga Sargassum mu-
ticum (Yendo) Fensholt. I. Ecology and repro-
duction. Botanica Marina 18: 149-156.
Gómez Garreta, A. 2000. Flora Phycologica Iberi-
ca. 1. Fucales. Universidad de Murcia, Murcia,
España.
Givernaud, T., Cosson, J., Givernaud-Mouradi,
A. 1991. Etudes des populations de Sargas-
sum muticum (Yendo) Fensholt sur les côtes
de Basse-Normadie (France). In Elliot, M.
& Ducrotoy, J.P. (eds.) Estuaries and coasts:
spatial and temporal intercomparisons. ECSA
19 Symposium. Pp. 129-132. Olsen & Olsen,
Fredensborg, for ECSA- estuarine and Coastal
Sciences Association, Caen, France.
Harris, L.G., Tyrrell, M.C. 2001. Changing com-
munity states in the Gulf of Maine: synergism
between invaders, overfshing and climate
change. Biological Invasions 3: 9-21.
Holgrem, P.K., Holgrem, N.H., Barnett, I.C. 1990.
Index herbarium. Part I: The herbaria of the
world. Vol. 120. New York Botanical Garden,
New York, USA. http://www.ccmar.ualg.pt/al-
gae/projects/Sargasum_leafet.pdf
Karlsson, J. Loo, L.O. 1999. On the distribution
and continuous expansion of the Japanese sea-
weed Sargassum muticum in Sweden. Botanica
Marina 42: 285-294.
Keane, R.M., Crawley, M.J. 2002. Exotic plant
invasions and the enemy release hypothesis.
Trends in Ecology and Evolution 17: 164-170.
Norton, T.A. 1976. Why is Sargassum muticum
so invasive? British Phycological Journal 11:
197-198.
Nicholson, N., Hosmer, H., Bird, K., Hart, L.,
Sandlin, W., Shoemaker, K., Sloan, C. 1981.
The biology of Sargassum muticum (Yendo)
Fensholt at Santa Catalina Island, California.
In Fogg, G.E. & Jones E. (eds.) Pp. 416-424.
Proceedings of the 8
th
International Seaweed
Symposium. Bangor, North Wales, 18-23 Au-
gust 1974.
Nyberg, C.D., Wallentinus, I. 2005. Can species
traits be used to predict marine macroalgal in-
troductions? Biological Invasions 7: 265-279.
Occhipinti-Ambrogi A., Galil, B.S. 2004. A uni-
form terminology on bioinvasions: a chimera
or an operative ttol? Marine Pollution Bulletin
49: 688-694.
Pedersen, M.F., Staehr, P.A, Wernberg, T., Thom-
sen, M.S. 2005. Biomass dynamics of exotic
Sargassum muticum and native Halidrys siliq-
uosa in Limfjorden, Denmark: Implications of
species replacements on turnover rates. Aquatic
Botany 83: 31-47.
Ribera Siguan, M.A. 2002. Review on non-native
plants in the Mediterranean. In Leppäkoski, E.,
Gollasch, S, Olenin, S. (eds.) Pp. 291-310. In-
vasive aquatic species of Europe: distribution,
impact and management. Kluwer Academic
Publishers, Dordrecht.
8
Altamirano
Migres 1, 1-8
Ribera, M.A. 2003. Pathways of biological inva-
sions of marine plants. In Ruiz G.M. & Carlton
J.T. (eds.) Pp. 183-286. Invasive species. Vec-
tors and management strategies. Island Press,
Washington, DC, USA.
Ribera, M.A., Gómez Garreta, A., Barceló, M.C.,
Rull Lluch, J. 1995. Mapas de distribución de
algas marinas de la Península Ibérica e Islas
Baleares. VIII. Cystoseira C. Agardh y Sar-
gassum C. Agardh. Botanica Complutensis 20:
89-103.
Rueness, J. 1989. Japnsk drivtang- Sargassum mu-
ticum-Biologisk forurensning av eiropeiske
farvann. Blyttia 43: 71-74.
Rull Lluch, J., Gómez Garreta, A., Barceló, M.C.,
Ribera, M.A. 1994. Mapas de distribución de
algas marinas de la Península Ibérica e Islas
Baleares. VII. Cystoseira C. Agardh (Grupo C.
baccata) Y Sargassum C. Agardh (S. muticum
y S. vulgare). Botanica Complutensis 19: 131-
138.
Sánchez, I., Fernández, C., Arrontes, J. 2005.
Long-term changes in the structure of intertidal
assemblages after invasion by Sargassum mu-
ticum (Phaeophyta). Journal of Phycology 41:
942-949.
Schaffelke, B., Smith, J.E., Hewitt, C.L. 2006.
Introduced macroalgae – a growing concern.
Journal of Applied Phycology 18: 529-541.
Stachowicz, J.J., Terwin, J.R., Whitlatch, R.B., Os-
man, R.W. 2002. Linking climate change and
biological invasions: ocean warming facilitates
nonindigenous species invasions. Proceedings
of the National Academy of Sciences USA 99:
15497-15500.
Staehr, P.A., Pedersen, M.F., Thomsen, M.S., Wern-
berg, T., Krause-Jensen, D. 2000. Invasion of
Sargassum muticum in Limfjorden (Denmark)
and its possible impact on the indigenous mac-
roalgal community. Marine Ecology Progress
Series 207: 79-88.
Steen, H., Rueness, J. 2004. Comparison of surviv-
al and growth in germlings of six fucoid spe-
cies (Fucales, Phaeophyceae) at two different
temperature and nutrient regimes. Sarsia 89:
175-183.
Thresher R.E. 2000. Key threats for marine bioin-
vasions: a review of current and future issues.
In Pederson, J. (ed.) Pp. 24-36. Marine Bio-
invasions, Proceedings of the First National
Conference, January 24-27, 1999. Massachus-
setts Institute of Technology, Sea Grant Col-
lege Program, Boston, USA.
Yoshida, T. 1983. Japanese species of Sargassum
subgenus Bactrophycus (Phaeophyta, Fucales).
J. Fac. Sci. Hokkaido University. Ser. V (Bota-
ny) 13: 98-2441.
Varela-álvarez, E., Andreakis, N., Lago-Lestón,
A., Pearson, G.A., Serrão, E., Procaccini, G.,
Duarte, C.M., Marbá, N. 2006. Genomic DNA
isolation from green and brown algae (Caul-
erpales and Fucales) for microsatellite library
construction. Journal of Phycology 42:741-
745.
Vitousek, P.M., Money, H.A., Lubchenco, J., Me-
lillo, J.M. 1997. Human domination of Earth’s
ecosystems. Science 277: 494-499.
Wallentinus, I. 1999a. Introduction and transfer of
plants. In: Munro, A.L.S., Utting, S.D., Wal-
lentinus, I., eds. Status of introductions of non-
indigenous marine species to North Atlantic
waters 1981-1991. Coop. Res. Rep. 231: 1-43.
Wallentinus, I. 1999b. Sargassum muticum. In Gol-
lasch, S., Minchin, D., Rosenthal, H., Voigt, M.
(eds.). Exotics across the ocean. Case histories
on introduced species: their general biology,
distribution, range of expansion and impact.
Logos Verlag, Berlin, Germany.
Wernberg-Møller, T., Staehr, P.A., Thomsen, M.S.
1997. Invasion and productivity of Sargas-
sum muticum (Yendo) Fensholt in Limfjorden,
Denmark. http://users.cybercity.dk/dko10792/
poster.htm
Migres 1, 9-18
Los crustáceos caprélidos: pequeños desconocidos del
Parque Natural del Estrecho
José Manuel GUERRA-GARCÍA
9
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Los caprélidos son pequeños crustáceos marinos con distribución mundial,
presentes en todas las latitudes y a todas las profundidades. Aunque son fun-
damentales en las redes trófcas marinas y sirven de alimento a muchas es-
pecies de peces, han sido muy poco estudiados. El laboratorio de Biología
Marina de la Universidad de Sevilla ha desarrollado en los últimos años un
estudio exhaustivo de las comunidades de caprélidos del Campo de Gibral-
tar. Se han descrito 8 especies nuevas para la ciencia y 6 nuevas citas para el
Estrecho de Gibraltar ascendiendo hasta 28 el número de especies conocidas
para el Campo de Gibraltar. La mayoría de las especies de caprélidos se han
encontrado sobre algas e hidrozoos, aunque algunos viven en el sedimento.
En cuanto al modo de alimentación, existen especies depredadoras, aunque
la mayoría son detritívoras. Se ha observado canibalismo en la especie Phti-
sica marina y cuidado parental de los juveniles en Pseudoprotella phasma.
Al carecer de fase larvaria planctónica y tener escasa capacidad de natación,
los caprélidos tienen limitadas las posibilidades de dispersión. Sin embargo,
son capaces de desplazarse largas distancias asociados a boyas a la deriva,
trozos de cuerda, etc. Se ha demostrado también el valor de los caprélidos
como bioindicadores de la calidad ambiental del medio marino.
Abstract
Caprellids are small marine crustaceans world-wide distributed in all la-
titudes and depths. In spite of being very important as trophic link in many
marine ecosystems and important natural dietary component of a variety of
fsh species, caprellids have been scarcely studied. The Marine Biology La-
boratory of the University of Seville have developed during the last years a
comprehensive study of caprellids communities form the Strait of Gibraltar.
Eight species have been described as new for Science and other six species
represented new records for the area. Twenty eight species are known for
the Strait of Gibraltar so far. Most of caprellids have been found clinging to
seaweeds and hydroids, although several species live on sediments. In con-
nection with feeding habitats, some species are predators but most of them
are detritivores. We have observed cannibalism in the species Phtisica mari-
na and parental care of juveniles in Pseudoprotella phasma. Caprellids lack
plancktonic phase and have a reduced swimming capacity, having few pos-
sibilities of dispersion. However, passive rafting on drifting materials such
as buoys, ropes, etc. let them to travel around long distances. Caprellids are
also very useful as bioindicators of marine environment quality.
Palabras clave
Caprélidos; Anfípodos; Crus-
táceos; taxonomía; ecología;
Parque Natural del Estrecho.
Keywords
Caprellids; Amphipods; Crus-
taceans; taxonomy; ecology;
Parque Natural del Estrecho.
Correspondencia
Laboratorio de Biología Ma-
rina, Dpto. Fisiología y Zoo-
logía, Facultad de Biología,
Universidad de Sevilla, Avda.
Reina Mercedes 6, E-41012
Sevilla (España).
(jmguerra@us.es)
10
Guerra-García
Migres 1, 9-18
Introducción
Los anfípodos caprélidos, a pesar de su importancia
en los ecosistemas marinos, habían sido muy poco
estudiados en el Estrecho de Gibraltar. De hecho
este grupo de crustáceos ha sido escasamente inves-
tigado a nivel mundial (McCain y Steinberg, 1970).
Sin embargo, en los últimos años, el Laboratorio de
Biología Marina de la Universidad de Sevilla ha
desarrollado una línea de investigación centrada en
los caprélidos que ha contribuido al conocimiento
de estos pequeños crustáceos. Entre los principales
resultados puede destacarse el descubrimiento en
los últimos años, en aguas del Campo de Gibraltar
y áreas próximas, de ocho especies nuevas para la
ciencia (Guerra-García et al., 2001a,b,c,d, 2002a;
Guerra-García y Takeuchi, 2002): Caprella cauler-
pensis, C. ceutae, C. monai, C. paramitis, C. pseu-
dorapax, C. sabulensis, C. takeuchii, Parvipalpus
onubensis (Fig. 1). Por otra parte, otras seis espe-
cies se han encontrado por primera vez en aguas del
Estrecho de Gibraltar y han sido redescritas (Gue-
rra-García y Takeuchi, 2000, 2002; Guerra-García
et al. 2000; Guerra-García et al. 2001a): Caprella
erethizon, C. fretensis, C. grandimana, C. hirsuta,
C. tuberculata y Pseudoprotella inermis (Fig. 2).
En total, son 28 las especies de crustáceos capré-
lidos encontradas hasta el momento en el Campo
de Gibraltar. Además de estos trabajos de carácter
taxonómico, se han desarrollado estudios sobre el
comportamiento, la alimentación y el hábitat de
los caprélidos en el Estrecho de Gibraltar (Guerra-
García, 2001; Guerra-García et al., 2002b) y sobre
su utilidad como organismos bioindicadores de la
calidad ambiental de las aguas en las zonas costeras
(Guerra-García y García-Gómez, 2001).
Figura 1 Especies nuevas de caprélidos descritas por el autor en el Parque Natural del Estrecho y áreas
próximas. Escalas: 1 mm.
Figure 1 New species described by the author in the Natural Park del Estrecho and neighboring areas. Scale:
1 mm.
11
Caprélidos del Parque Natural del Estrecho
Migres 1, 9-18
Morfología
Los crustáceos caprélidos tienen una morfología
muy peculiar que recuerda por su aspecto a las
mantis religiosas (Figs. 3 y 4). Tienen dos pares
de antenas y el cuerpo está formado por siete seg-
mentos. Presentan dos pares de pinzas a las que
se denominan gnatópodos; el primer par suele ser
más pequeño que el segundo y normalmente los se-
gundos gnatópodos suelen estar más desarrollados
en los ejemplares machos que en las hembras. El
número de patas (pereiópodos) es variable, pueden
aparecer los cinco pares (desde el pereonito 3 hasta
el 7) o bien sólo tres pares en los pereonitos 5-7. En
muchos géneros los pereiópodos 3 o 4 están redu-
cidos o ausentes, como en el género Caprella, que
es el más extendido.
Importancia en el ecosistema
Los caprélidos son pequeños crustáceos peracári-
dos que desempeñan un papel fundamental en las
redes trófcas de los ecosistemas marinos (Caine
1987, 1991, Edgar y Aoki, 1993). La mayoría de
las especies son fltradoras activas en el bentos.
Algunos caprélidos controlan el crecimiento de los
epíftos que se desarrollan sobre las algas (Duffy,
1990). En este sentido los caprélidos son muy im-
portantes en la trofodinámica de los ecosistemas,
tanto como consumidores, como sirviendo de pre-
sas (Dauby et al., 2003). Constituyen parte funda-
mental de la dieta de muchos peces (Caine 1987,
1989, 1991), siendo en muchos casos el alimento
básico para los peces pequeños de menos de 10
cm (Takeuchi e Hino, 1997). Recientemente, se ha
Figura 2 Nuevas citas de caprélidos para el Campo de Gibraltar. Escalas: 1 mm.
Figure 2 New records of Caprellids for the Campo de Gibraltar. Scale: 1 mm.
12
Guerra-García
Migres 1, 9-18
descubierto que constituyen el alimento exclusivo
de algunos moluscos cefalópodos en sus primeros
estadios, como sucede en Sepia offcinalis (Pinczon
du Sel et al., 2000). De hecho, se presentan como
alternativa interesante en acuicultura, aunque este
campo está aún por investigar; los caprélidos po-
drían servir no sólo como alimento, sino también
en biorremediación y cultivos integrados, ya que
se alimentan de partículas en suspensión de la co-
lumna de agua y podrían utilizarse para reducir la
cantidad de materia orgánica en los tanques de cría
de especies de interés comercial.
Estudios recientes han demostrado que los ca-
prélidos son muy útiles como bioindicadores de la
calidad ambiental del medio marino, pudiendo ser
utilizados en los programas de control y seguimien-
to del grado de contaminación en nuestras costas.
Guerra-García y Koonjul (2005) propusieron el uso
del caprélido Metaprotella sandalensis para la de-
tección de contaminación por nutrientes en ecosis-
temas de arrecife de coral en Mauricio. En Japón,
Takeuchi et al. (2001) y Ohji et al. (2002) encon-
traron que los caprélidos son muy adecuados para
monitorizar la contaminación por TBTs (compues-
tos muy frecuentes en las pinturas “antifouling”). A
diferencia de lo que ocurre con otros contaminan-
tes como los PCBs y los DDTs, que se acumulan
a través de la cadena alimenticia concentrándose
en los niveles superiores (grandes peces y mamí-
feros marinos), los TBTs se concentran en niveles
inferiores de la cadena trófca, fundamentalmente
en los caprélidos. Esto se debe a que los capréli-
dos tienen una capacidad metabólica mucho más
baja que otros organismos marinos para degradar el
TBT y éste se acumula mucho más rápidamente en
sus tejidos, lo que les convierte en un grupo ideal
para monitorizar las concentraciones de TBT en el
medio marino (Ohji et al., 2003a, 2003b). Por todo
ello, este grupo de invertebrados marinos provee
de importante información ambiental que debe ser
tenida en cuenta en los programas de gestión y con-
servación de nuestros ecosistemas costeros.
Figura 3 Vista lateral de un caprélido generalizado.
Figure 3 Side view of a caprellid.
13
Caprélidos del Parque Natural del Estrecho
Migres 1, 9-18
Taxonomía
Hasta el año 1998, el número total de especies de
caprélidos descritos hasta el momento era de 290,
agrupados en 64 géneros. Desde 1998 hasta la ac-
tualidad hemos descrito 60 especies nuevas, 6 géne-
ros nuevos y hemos redescrito 76 especies. De este
modo se ha incrementado el número de especies
conocidas hasta 350, aumentándose el conocimien-
to taxonómico de los caprélidos en casi un 20%.
Nuestra principal aportación, además de la descrip-
ción de nuevos taxones, ha sido la elaboración de
monografías de distintas zonas en las que se han
incluido claves sencillas con ilustraciones de to-
das las especies, que pueden ser útiles no sólo para
taxónomos especialistas en crustáceos peracáridos,
sino también para ecólogos, biogeógrafos, etc. En
este sentido se han publicado ya trabajos sobre los
caprélidos de Venezuela, Cuba, Colombia, Chile,
Brasil, Antártida, Mauricio, Tanzania, China, Tai-
landia, Filipinas, Indonesia, Papua-Nueva Guinea,
Australia, Nueva Zelanda. Estos estudios han ge-
nerado ya más de 40 publicaciones taxonómicas en
revistas internacionales.

Hábitat
Los caprélidos se extienden desde las zonas inter-
mareales hasta profundidades por debajo de los
4500 m (Laubitz y Mills, 1972). Viven en ambien-
tes diversos pudiendo ser encontrados fácilmente
como epíftos de algas, fanerógamas marinas, hi-
drozoos, briozoos, esponjas, ascidias, sedimentos
(McCain 1968, Laubitz 1970, 1972, Caine 1998;
Guerra-García, 2001). Aunque la mayoría tienen
vida libre, algunas especies establecen asociacio-
nes muy específcas con otros invertebrados mari-
nos, como las gorgonias (Lewbel, 1978), grandes
crustáceos (Martin y Pettit, 1998) y equinodermos
(Vader, 1978). De hecho, existen casos de simbiosis
entre los caprélidos y los hidrozoos (Caine, 1998).
Algunas especies viven sobre los caparazones de
las tortugas (Caine, 1986; Hong, 1988). Por otra
parte, un grupo importante de caprélidos, los Cya-
midae, presentan un cuerpo muy modifcado y son
parásitos de cetáceos.
En el Estrecho de Gibraltar hemos reco-
gido muestras desde el intermareal hasta los 45 me-
tros de profundidad y la mayoría de los caprélidos
Figura 4 Ejemplares de Caprella equilibra sobre mejillones.
Figure 4 Caprella equilibra over mussels.
14
Guerra-García
Migres 1, 9-18
se han encontrado sobre algas. Algunos, sin embar-
go, tienen preferencia por los hidrozoos (plumas de
mar) y también pueden encontrarse sobre corales,
equinodermos como las estrellas de mar, ascidias,
esponjas y briozoos. Algunos caprélidos tienen los
pereiópodos muy alargados y los ojos muy reduci-
dos como adaptaciones a la vida en el sedimento.
En el Parque Natural del Estrecho una de las espe-
cies dominantes es Caprella grandimana (Fig. 5),
que vive en la zona intermareal sobre algas cora-
lináceas. A menudo, a pesar de su abundancia, los
caprélidos pueden pasar totalmente desapercibidos,
ya que adquieren el color del sustrato en el que se
encuentran (Fig. 6).
Alimentación
Los caprélidos pueden alimentarse de formas muy
diversas. Muchas especies son fltradoras, alimen-
tándose de pequeñas partículas en suspensión en la
columna de agua que quedan retenidas en las sedas
de las antenas. Con ayuda de los primeros gnatópo-
dos y de las piezas bucales ingieren esas partículas
que incluyen algas microscópicas, materia orgáni-
ca particulada, etc. Otras especies se alimentan por
raspado de las superfcies donde viven, ingiriendo
principalmente detritus que existe sobre los hidro-
zoos, esponjas o algas en las que viven los capré-
lidos. Algunos caprélidos son capaces de capturar
activamente otros pequeños crustáceos y existen
Figura 5 Caprella grandimana es una de las especies más abundantes en los intermareales del Parque
Natural del Estrecho.
Figure 5 Caprella grandimana is one of the most abundant species in the intertidal zone of the Natural Park
del Estrecho.
15
Caprélidos del Parque Natural del Estrecho
Migres 1, 9-18
especies, como Phtisica marina, que son caníbales
y pueden llegar a devorar completamente a otros
individuos de la misma especie. Recientemente,
hemos estudiado los contenidos digestivos de 743
ejemplares, representativos de 31 géneros y 62 es-
pecies de caprélidos (Guerra-García y Tierno de
Figueroa, 2009). El trabajo refejó que la mayoría
de las especies se alimentan de detritus, si bien, un
porcentaje de especies consume fundamentalmente
pequeños crustáceos (copépodos y gammáridos) y
pueden considerarse depredadores. Este grupo de
especies depredadoras se caracteriza por la ausen-
cia de molar en las mandíbulas, y parece, por tanto
que esta estructura se asocia con la ingestión de de-
tritus y no con la trituración de presas.

Reproducción y dispersión
Los caprélidos presentan un ciclo de vida muy
corto (varios meses). El desarrollo es directo y no
presentan fase larvaria planctónica. En otros crus-
táceos, como los cangrejos, de los huevos nacen
larvas que pasan a formar parte del plancton y que
pueden desplazarse a merced de las corrientes. En
el caso de los caprélidos, de los huevos nacen direc-
tamente juveniles que tienen el mismo aspecto que
los adultos (aunque son de menor tamaño) por tan-
to la capacidad de dispersión de estos organismos
está muy limitada por la ausencia de larvas planc-
tónicas. Resulta paradójico, entonces, que muchas
especies de caprélidos sean cosmopolitas. La ex-
plicación la encontramos en que muchas especies
de caprélidos viven habitualmente sobre sustratos
artifciales y son capaces de sobrevivir sujetas a
trozos de madera, cuerdas, boyas a la deriva o bien
fragmentos de algas o de invertebrados que se han
desprendido del fondo y viajan arrastrados por la
corriente. Es el llamado “rafting” o “drifting” de
los caprélidos, que les permite desplazarse largas
distancias y colonizar nuevas zonas.
Alcanzada la madurez sexual (normalmente
en varias semanas desde el nacimiento) se pueden
diferenciar en el macho un par de penes en el pe-
reonito 7 y en la hembra un par de poros genitales
en el pereonito 5. Durante la cópula los penes se
introducen en los poros femeninos y se deposita el
esperma. Los huevos, normalmente varias decenas,
se almacenan en el marsupio de la hembra que los
incuba durante varios días. Una vez completado
el desarrollo de los huevos, los juveniles emergen
del marsupio. En algunas especies existe cuidado
parental y los juveniles permanecen adheridos al
cuerpo de la madre durante los primeros días (e in-
cluso semanas) de vida, recibiendo protección fren-
te a los depredadores. De las especies del Estrecho
de Gibraltar, hasta el momento, sólo hemos obser-
vado cuidado parental en Pseudoprotella phasma.
En el resto de las especies los juveniles, tras emer-
ger de los huevos abandonan el cuerpo de la madre
y se sujetan a pequeñas ramas de algas o hidrozoos
donde comienzan a alimentarse para completar el
desarrollo a lo largo de varias mudas.
Figura 6 Cripsis. Izquierda: ejemplares de C. hirsuta sobre el alga Corallina. Centro: Ejemplar macho de C.
penantis y hembra de C. grandimana sobre el alga Corallina. Derecha: Ejemplar macho de C. penantis sobre
el alga Gelidium.
Figure 6 Cripsis. Left: individuals of C. hirsuta on the seaweed Corallina. Center: male of C. penantis and
female of C. grandimana on Corallina. Right: male of C. penantis on Gelidium seaweed.
16
Guerra-García
Migres 1, 9-18
Utilidad como bioindicadores de
contaminación en el medio marino
Ya hemos comentado la importancia de los capréli-
dos en las redes trófcas de los ecosistemas marinos,
fltrando, depredando y como depositívoros. Ade-
más constituyen una fuente de alimento muy impor-
tante para muchas especies de peces. Pero uno de los
aspectos aplicados más interesantes que justifca el
interés de los caprélidos es su uso como bioindica-
dores de la calidad ambiental de las zonas costeras.
Hemos demostrado recientemente en el Estrecho de
Gibraltar (Guerra-García y García-Gómez, 2001)
que estudiando la comunidad de caprélidos de una
zona determinada podemos conocer, sin necesidad
de llevar a cabo costosos análisis físico-químicos,
si la zona en cuestión está o no contaminada. Esto
se debe a que distintas especies de caprélidos tienen
requerimientos diferentes. Cuando en una zona en-
contramos especies como Caprella santosrosai, C.
ceutae, C. danilevskii, C. penantis y C. liparotensis,
podemos estar seguros de que se trata de una zona
de aguas limpias, oxigenadas, con valores altos de
hidrodinamismo y niveles bajos de materia orgáni-
ca y sólidos en suspensión. Estas especies son muy
sensibles a la contaminación orgánica y a la falta
de oxígeno y desaparecen en zonas perturbadas por
la acción del hombre. Sin embargo otras especies
como Phtisica marina, Pseudoprotella phasma y
Caprella acanthifera son capaces de soportar va-
lores elevados de materia orgánica y valores muy
bajos de hidrodinamismo y pueden resistir incluso
ambientes portuarios altamente contaminados por
hidrocarburos y metales pesados. De este modo, es-
tudiando los caprélidos podemos conocer la calidad
ambiental de nuestros fondos. En todo el Estrecho
de Gibraltar hay 28 especies de caprélidos y de és-
tas, unas 15 son bastante raras y sólo se encuentran
de forma esporádica. Por tanto, familiarizándonos
con menos de una quincena de especies podemos
obtener una información muy valiosa. Teniendo
en cuenta que nuestros ecosistemas marinos están
cada vez más afectados negativamente por la acción
humana, en la actualidad se hacen imprescindibles
estudios de impacto ambiental rápidos y efectivos
en las zonas costeras. El estudio de los caprélidos
se presenta como herramienta biológica útil y alter-
nativa para el monitoreo de la calidad de los fondos
marinos del Estrecho de Gibraltar.
Referencias
Caine, E.A. 1986. Carapace epibionts of nesting
loggerhead sea turtles: Atlantic coast of USA.
Journal of Experimental Marine Biology and
Ecology 95: 15-26.
Caine, E.A. 1987. Potential effect of foating dock
communities on a South Carolina estuary.
Journal of experimental marine Biology and
Ecology 108: 83-91.
Caine, E.A. 1989. Caprellid amphipod behaviour
and predatory strikes by fsh. Journal of Ex-
perimental Marine Biology and Ecology 126:
173-180.
Caine, E.A. 1991. Caprellid amphipods: fast food
for the reproductely active. Journal of Ex-
perimental Marine Biology and Ecology 148:
27-33.
Caine, E.A. 1998. First case of caprellid amphipod-
hydrozoan mutualism. Journal of Crustacean
Biology 18: 317-320.
Dauby P., Nyssen F., De Broyer C. 2003. Amphi-
pods as food sources for higher trophic levels
in the Southern Ocean: a synthesis. In Huiskes
A. et al. (eds.) Pp 129-134. Antarctica in a Glo-
bal Context. Backhuys, Leiden.
Duffy, J.E. 1990. Amphipods on seaweeds: part-
ners or pests? Oecologia 83:267–276.
Edgar, G.J., Aoki, M. 1993. Resource limitation
and fsh predation: their importance to mobile
epifauna associated with Japanese Sargassum.
Oecologia 95: 122-133.
Guerra-García, J.M. 2001. Habitat use of the
Caprellidea (Crustacea: Amphipoda) from
Ceuta, North Africa. Ophelia 55: 27-38.
Guerra-García, J.M., Takeuchi, I. 2000. Redescrip-
tion of Pseudoprotella inermis Chevreux, 1927,
a rare species of caprellidean amphipod (Crus-
tacea) from Ceuta, North Africa. Proceedings
of the Biological Society of Washington 113:
980-988.
Guerra-García, J.M., García-Gómez J.C. 2001. The
spatial distribution of Caprellidea (Crustacea:
Amphipoda): a stress bioindicator in Ceuta
(North Africa, Gibraltar area). PSZN Marine
Ecology 22: 357-367.
Guerra-García, J.M., Takeuchi, I. 2002. The Caprel-
lidea (Crustacea: Amphipoda) from Ceuta,
North Africa, with the description of three spe-
17
Caprélidos del Parque Natural del Estrecho
Migres 1, 9-18
cies of Caprella, a key to species of Caprella
and biogeographical discussion. Journal of
Natural History 36: 675-713.
Guerra-García, J.M., Koonjul, M.S. 2005. Met-
aprotella sandalensis (Crustacea: Amphipoda:
Caprellidae): a bioindicator of nutrient enrich-
ment on coral reefs? Environmental Monitor-
ing and Assessment 104: 353-367.
Guerra-García, J.M., Tierno de Figueroa, J.M.
2009. What do caprellids feed on? Marine Bi-
ology (en prensa).
Guerra-García, J.M., Sánchez-Moyano, J.E., J. C.
García-Gómez. 2000. Redescription of Caprel-
la hirsuta Mayer, 1890 (Crustacea, Amphip-
oda, Caprellidea) from the Strait of Gibraltar.
Miscellània Zoològica 23: 69-78.
Guerra-García, J.M., Sánchez-Moyano, J.E.,
García-Gómez, J.C. 2001a. Two new hairy spe-
cies of Caprella (Amphipoda) from the Strait
of Gibraltar, with a redescription of Caprella
grandimana. Journal of Crustacean Biology
21: 1014-1030.
Guerra-García, J.M., Sánchez-Moyano, J.E.,
García-Gómez, J.C. 2001b. Two new species
of Caprella (Crustacea: Amphipoda: Caprelli-
dea) collected from sandy bottoms in the Strait
of Gibraltar. Hydrobiologia 448: 181-192.
Guerra-García, J.M., Sánchez-Moyano, J.E.,
García-Gómez, J.C. 2001c. A new species of
Caprella (Amphipoda, Caprellidea) from Al-
geciras Bay, Southern Spain. Crustaceana 74:
211-219.
Guerra-García, J.M., García-Asencio, I.M.,
Sánchez-Moyano, J.E. 2001d. Parvipalpus
onubensis, a new species (Crustacea: Amphip-
oda: Caprellidea) from the Atlantic coast of
Southern Spain. Scientia Marina 65: 333-339.
Guerra-García, J.M., Sánchez-Moyano, J.E.,
García-Gómez J.C. 2002a. Caprella cauler-
pensis (Crustacea: Amphipoda), a new spe-
cies associated with Caulerpa prolifera from
the Strait of Gibraltar. Journal of the Marine
Biological Association of United Kingdom 82:
843-846.
Guerra-García, J.M., Corzo, J., García-Gómez,
J.C. 2002b. Clinging behaviour of the Caprel-
lidea (Amphipoda) from the Strait of Gibraltar.
Crustaceana 75: 41-50.
Hong, J.S. 1998. Amphipod crustaceans as fouling
organisms in Tungnyang Bay, Korea. Marine
Fouling 7: 1-7.
Laubitz, D.R. 1970. Studies on the Caprellidae
(Crustace, Amphipoda) of the American North
Pacifc. National Museums of Canada, Publi-
cations in Biological Oceanography 1: 1-89.
Laubitz, D.R. 1972. The Caprellidae (Crustacea,
Amphipoda) of Atlantic and Arctic Canada.
National Museums of Canada, Publications in
Biological Oceanography 4: 1-82.
Laubitz, D.R., Mills, E.L. 1972. Deep-sea Amphip-
oda from the western North Atlantic Ocean.
Caprellidea. Canadian Journal of Zoology 50:
371-383.
Lewbel, G.S. 1978. Sexual dimorphism and in-
traspecifc aggression, and their relationship
to sex ratios in Caprella gorgonia Laubitz &
Lewbel (Crustacea: Amphipoda: Caprellidae).
Journal of experimental marine Biology and
Ecology 33: 133-151.
Martin, J.W., Pettit, G. 1998. Caprella bathytatos
new species (Crustacea, Amphipoda, Caprelli-
dae), from the mouthparts of the crab Macrore-
gonia macrochira Sakai (Brachyura, Majidae)
in the vicinity of deep-sea hydrothermal vents
off British Columbia. Bulletin of Marine Sci-
ence 63: 189-198.
McCain, J.C. 1968. The Caprellidea (Crustacea:
Amphipoda) of the Western North Atlantic.
United States National Museum Bulletin 278:
1-147.
McCain, J.C., Steinberg, J.E. 1970. Amphipoda
I. Caprellidea I. Fam. Caprellidae. In Gruner,
H.E. & Holthuis, L.B. (eds.) Pp. 1-78. Crusta-
ceorum Catalogus, Pars 2.
Ohji, M., Takeuchi, I., Takahashi, S., Tanabe, S.,
Miyazaki, N. 2002. Differences in the acute
toxicities of tributyltin between the Caprellidea
and the Gammaridea (Crustacea: Amphipoda).
Marine Pollution Bulletin 44: 16-24.
Ohji, M., Arai, T., Miyazaki, N. 2003a. Biological
effects of tributyltin exposure on the caprellid
amphipod Caprella danilevskii. Journal of Ma-
rine Biological Association UK 83: 111-117.
Ohji, M., Arai, T., Miyazaki, N. 2003b. Chronic ef-
fects of tributyltin on the caprellid amphipod
Caprella danilevskii. Marine Pollution Bulletin
46: 1263-1272.
Pinczon du Sel, G., Blanc, A., Daguzan, J. 2000.
18
Guerra-García
Migres 1, 9-18
The diet of the cuttlefsh Sepia offcinalis
L. (Mollusca: Cephalopoda) during its life
cycle in the Northern Bay of Biscay (France).
Aquatic Sciences 61: 167-178.
Takeuchi, I., Hino, A. 1997. Community structure
of caprellid amphipods (Crustacea) on Sea-
grasses in Otsuchi Bay, Northeastern Japan,
with Reference to the Association of Caprella
japonica (Schurin) and Phyllospadix iwatensis
Makino. Fisheries Science 63: 327-331.
Takeuchi, I., Takahashi, S., Tanabe, S., Miyazaki,
N. 2001. Caprella watch: a new approach for
monitoring butyltin residues in the ocean. Ma-
rine Environmental Research 52: 97-113.
19
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
El salinete Aphanius baeticus en el río de la Vega (Tarifa,
Cádiz, España)
Rafael BENJUMEA, Sergio TIRADO
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
En el río de la Vega (Tarifa, Cádiz, Sur de España) habita el salinete Apha-
nius baeticus, uno de los vertebrados en mayor peligro de extinción de
la península Ibérica (Junta de Andalucía, 2001). Del total del número de
especies amenazadas por categorías de la Unión Mundial para la Natura-
leza (UICN) (N=180), en Andalucía solo cuatro están en peligro crítico, de
ellas dos son aves, una un mamífero y otra un pez, el salinete. Este es un
pequeño pez del que tan solo se conocen nueve poblaciones en el mundo,
todas ellas se encuentran en Andalucía occidental y una de ellas es a la
que se refere este artículo. Desde diciembre de 2006 a octubre de 2008
se han realizado siete campañas de muestreo en el río de la Vega en las
que se han capturado 622 individuos. La población está bien estructurada,
sin ausencia de clases de edad, aunque con un bajo efectivo poblacional.
Durante la época de lluvias los salinetes se distribuyen por todo el tramo
estudiado, mientras que en la época estival se concentran en las pozas que
quedan aisladas.
Abstract
At the river Vega (Tarifa, Cádiz, Southern Spain) inhabits the Guadalqui-
vir toothcarp Aphanius baeticus, a very endangered vertebrate species in
the Iberian peninsula. From the whole number of threatened species cat-
egorized by the International Union for Conservation of Nature (IUCN)
(N=180), only four species are critically endangered in Andalusia, two of
them are birds, one is a mammal and another is a fsh, the Guadalquivir
toothcarp. Only nine populations are known worlwide, all of them in West-
ern Andalusia. From December 2006 to October 2008 seven samplings
have been made at the river Vega, where 622 individuals have been cap-
tured. The population is well consolidated, without absence of different
age classes, although with a low population level. During the rain season
the Guadalquivir toothcarp was distributed all along the studied area,
whereas in the summer season they concentrated in isolated pools.
Palabras clave
salinete; seguimiento; Tarifa.
Keywords
Guadalquivir toothcarp; mo-
nitoring; Tarifa.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(rbenjumea@fundacionmi-
gres.org)
20
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
caracterizados por sus altos rangos de tolerancia
ecológica, que habitan arroyos, marjales y fuentes
aisladas, así como zonas someras de ríos, lagunas
y otros sistemas acuáticos de mayor envergadura
(Minckley & Deacon, 1991). Además, son capaces
de desarrollar su ciclo vital en estuarios, deltas,
arroyos salinos y explotaciones salineras con un
pH extremo, elevadas temperaturas y concentracio-
nes de sales muy elevadas. En general, son carac-
terísticos de hábitats marcados por sus exigencias
ambientales (Oliva-Paterna & Torralva, 2008).
El género Aphanius está actualmente compues-
to aproximadamente por dieciséis especies, y está
distribuido por la antigua costa del mar de Tethis
(Villwock, 1999), este área incluye cuerpos de agua
costeros y de interior de la cuenca del mar Medite-
rráneo y del Golfo Pérsico, hasta Irán y Paquistán
(Kessel & Zee, 1984). El máximo de diversidad se
da en el Mediterráneo oriental, especialmente en
Anatolia (Villwock, 1999). La diversidad del gé-
nero es menor en las zonas occidentales donde solo
se encuentran cuatro especies: Aphanius apodus,
Aphanius baeticus, Aphanius iberus y Aphanius
fasciatus. Históricamente estas especies aparecen
en el sur de Francia y a lo largo de la costa española
mediterránea. Se piensa que existen poblaciones en
Introducción
Los peces son el grupo más diverso dentro de los
vertebrados, no sólo en sus formas o tamaños, sino
también en su biología y ecología (Moyle & Cech,
1982). Más de la mitad de los vertebrados vivien-
tes son peces y de éstos, el 40,5 % son especies
que habitan normalmente las aguas continentales
(Nelson, 1994).
La tasa crítica de extinción de especies en la
que nos encontramos inmersos, que es debida en
gran parte al deterioro y/o destrucción del hábitat
(Primack & Ros, 2002; Meffe & Carroll, 1997), se
muestra de forma particularmente elevada en siste-
mas acuáticos epicontinentales. La vulnerabilidad
de estos sistemas acuáticos se maximiza, si cabe,
en áreas geográfcas caracterizadas por presentar
un clima mediterráneo (Moyle & Randall, 1998;
Minckley & Deacon, 1991). Europa, a pesar de su
exclusividad y diversidad biológica, ejemplifca di-
cha vulnerabilidad a través del elevado riesgo de
extinción que muestran muchos de sus peces au-
tóctonos (Crivelli & Maitland, 1995; Lelek, 1987;
Elvira, 1995).
Los Cyprinodontidae (carpas con dientes)
son unos peces continentales de pequeño tamaño
Figura 1 Distribución de las poblaciones del género Aphanius en la península
Ibérica (Doadrio, 2001).
Figure 1 Distribution range of the genus Aphanius in the Iberian Peninsula
(Doadrio, 2001).
21
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
el norte de Marruecos, pero no está bien conocido,
pues la literatura al respecto está basada en datos de
información de “segunda mano” altamente cuestio-
nables (Blanco et al., 2006). Aún así, siguen apare-
ciendo nuevas especies, como Aphanius saourensis
encontrada en un oasis de Argelia (Blanco et al.,
2006) o nuevas localizaciones de especies existen-
tes (García-Berthou & Moreno-Amich, 1991).
En sistemas epicontinentales del litoral me-
diterráneo y atlántico sur de la península Ibérica,
habitan tres ciprinodóntidos endémicos: samaruc
Valencia hispanica, fartet Aphanius iberus y sali-
nete Aphanius baeticus (Oliva-Paterna & Torralva,
2008; www.fartet.org). En las últimas décadas, sus
poblaciones han sufrido tal regresión en la totalidad
de su área de ocupación (Oliva-Paterna et al.,2006a
y 2006b ; Torralva & Oliva-Paterna, 2002; Moreno-
Amich et al., 1999; Torralva et al., 1999; Fernández-
Delgado et al, 1997; Elvira, 1995; Planelles, 1996;
Paracuellos & Nevado, 1994; Mas, 1981 y 1986),
que han sido declaradas con categorías de alto riesgo
de extinción a nivel regional, nacional e internacio-
nal (Elvira, 1995; Doadrio, 2002). La distribución
del género en la península Ibérica abarca, de forma
muy fragmentada, una franja costera que va desde
las marismas del Guadalquivir hasta los Aiguamolls
del Ampurdá (Doadrio, 2001) (Figura 1).
Las poblaciones atlánticas y mediterráneas de
Aphanius han sido hace relativamente poco tiempo
diferenciadas como dos especies distintas (Doadrio
et al., 2002). El salinete es la especie descrita en la
vertiente atlántica, es un endemismo andaluz para
el cual se propone la máxima categoría de amena-
za, En peligro crítico (CR), dado el alto grado de
aislamiento de sus escasas poblaciones.
El salinete (Figura 2) es un pez pequeño que no
alcanza los 6 cm de longitud total. Las hembras al-
canzan tallas mayores que los machos. Poseen boca
súpera provista de dientes tricúspides y los machos
tienen el cuerpo atravesado por bandas verticales
grises plateadas que se extienden a la aleta caudal.
Las hembras presentan manchas oscuras irregula-
res que tienden a formar bandas cortas (Kottelat &
Freyhof, 2007; Doadrio, 2001). Como otras espe-
cies del género Aphanius, puede vivir a concen-
traciones salinas y temperaturas extremadamente
variables, tolerando un amplio rango de salinidad,
pudiendo vivir tanto en aguas dulces como en aguas
muy salobres y soportando hasta temperaturas de
32ºC (Oltra & Todolí, 2000; Doadrio et al., 2002).
Esto, junto con una rápida madurez sexual y peque-
ño tamaño corporal, permiten a la especie ocupar
medios muy inestables (García-Berthou & More-
no-Amich, 1999). Diversos trabajos han puesto de
Figura 2 Ejemplares de salinete del rio de la Vega.
Figure 2 Guadalquivir toothcarps from river de la Vega.
22
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
manifesto que la presencia de otras especies es un
elemento determinante en la distribución de Apha-
nius, que parece tener un desarrollo óptimo cuando
aparece como la única especie íctica (García-Ber-
thou & Moreno Amich, 1991; Prenda et al. 2003;
Clavero et al., 2007). Algunos ciprinodóntidos de
América del Norte también han mostrado ser muy
sensibles a las interacciones interespecífcas (Eche-
lle et al., 1972).
La introducción de especies exóticas es uno de
los principales problemas que afecta al salinete.
Especies exóticas como el black bass Micropterus
salmoides, el pez sol Lepomis gibbosus o el fúndu-
lo Fundulus heteroclitus depredan sobre él o com-
piten por los mismos recursos. Una de las amena-
zas más importantes es la presencia de gambusia
Gambusia holbrooki, introducida en la posguerra
española para mitigar los problemas de la malaria,
que desplaza al salinete allá donde coexisten.
Los principales factores que contribuyen a la
destrucción del hábitat de esta especie son la de-
secación de humedales por intereses agrícolas y
urbanísticos, la contaminación de las aguas conti-
nentales por vertidos y la sobreexplotación de los
acuíferos (Doadrio, 2001).
En mayo de 2002 se localizó la población de
salinete en el tramo bajo del río de la Vega (Clavero
et al., 2005). El origen de la población de salinete
en este río no está claro. La explicación de Cla-
vero et al. (2005) es que podría haberse dado una
marea viva en agosto de 2001 que cubrió la mayor
parte de las pozas, que hasta entonces eran de agua
dulce. Este fenómeno pudo causar la desaparición
del cachuelo Squalius pyrenaicus de este tramo y
una drástica reducción de la población de colmille-
ja Cobitis paludica. Esta última especie recolonizó
el tramo a partir de pequeñas pozas situadas aguas
arriba, pero el cachuelo permaneció ausente hasta
julio de 2003, último muestreo realizado en este
estudio, cuando capturaron un único individuo. Se-
gún los autores, es probable que la población de
salinete comenzara a crecer a partir de la extinción
Figura 3 Usos del suelo y localización del río de la Vega (A. Cruz).
Figure 3 Land uses and location of river de la Vega (A. Cruz).
23
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
del cachuelo, por un proceso de liberación compe-
titiva, gracias a la capacidad del salinete a ocupar
medios extremadamente fuctuantes. Desde julio
de 2003 no se ha vuelto a estudiar el salinete en el
río de la Vega por parte de ningún grupo investiga-
dor. Por el indudable interés de la especie se inició
el seguimiento de esta población desde diciem-
bre de 2006 a octubre de 2008. En este trabajo se
muestran los resultados obtenidos de los muestreos
realizados, donde se presentan de forma detallada
la distribución del salinete del río de la Vega y al-
gunas características de esta población.
Material y métodos
Área de estudio
El río de la Vega se encuentra situado en el borde
más occidental de las cordilleras Béticas, formando
parte del complejo del fysh del Campo de Gibraltar.
A su vez esta unidad se corresponde con un surco
turbidítico en expansión durante el oligoceno supe-
rior y mioceno inferior (González de Lastra et al.,
1990). Discurre en su totalidad por el término mu-
nicipal de Tarifa (Cádiz) y se localiza al sur del mis-
mo. Se trata de un pequeño curso de agua de apenas
14 km de longitud y una cuenca con algo más de
20 km
2
de superfcie. Presenta una marcada estacio-
nalidad en su régimen de caudales debido al clima
mediterráneo y a su ubicación en el Estrecho de
Gibraltar, donde las inestabilidades climáticas son
muy acusadas (Ibarra, 1993; Clavero et al., 2005b).
Debido a su pequeño tamaño, el río sufre extremos
cambios de caudal siguiendo el típico régimen me-
diterráneo (Gasith & Resh, 1999), llegando a quedar
reducido a pozas aisladas durante la época estival de
sequía que actúan como refugios para la fauna. El
río nace en las sierras de El Cabrito y La Luna, al
oeste del Tajo de las Escobas (punto más elevado del
Estrecho de Gibraltar con 837 m), desembocando al
Figura 4 Localización de los puntos con nasas en los muestreos regulares en el tramo bajo del río de la Vega
(autora: A. Cruz).
Figure 4 Minnow traps location at the low section of the de la Vega river (author: A. Cruz).
24
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
mar en la playa de Los Lances (Tarifa) a través de
una laguna litoral a la que también desemboca el río
Jara. Es el último de los ríos de la vertiente atlántica
ibérica. No existen regulaciones ni infraestructuras
que impidan el natural descenso de las aguas en todo
el cauce. El único afuente destacable es el arroyo de
Cabrerizas que nace en el cercano puerto del Cabrito
y discurre por la margen izquierda del río.
El salinete habita en el tramo bajo del río, cer-
cano ya al casco urbano de Tarifa, el cual constitu-
ye la zona de contacto del agua dulce y el área de
infuencia mareal, lo que confere una importante
heterogeneidad ambiental, tanto espacial como
temporal, presentando vegetaciones arbustivas sin
apenas arbolado (Figura 3). El fujo de agua co-
mienza a descender a principio de Julio, a partir
de entonces el río se reduce a tan solo cinco pozas
aisladas. Esta diversidad de medios en un espacio
tan reducido (apenas 1 km) permite la presencia de
un importante número de peces, al menos once es-
pecies han sido detectadas en esta zona (Clavero
et al., 2005).
Muestreos
Se han realizado 7 campañas (Tabla 1), en los meses
de diciembre de 2006, enero, mayo y septiembre de
2007 y enero, junio y octubre de 2008. Cumpliendo
así dos ciclos anuales completos de seguimiento de
la población de salinete en el río de la Vega. Se
colocaron 15 puntos a lo largo del tramo compren-
dido entre unos 200 m aguas abajo de la carretera
de entrada a Tarifa y unos 300 m aguas arriba del
puente de la N-340 (Figura 4). Cuando el nivel de
agua en el cauce desciende, los puntos correspon-
den a 6 pozas aisladas e independientes entre sí,
que representamos agrupadas en la Tabla 2.
Para las capturas se emplearon nasas tipo min-
now trap con dos entradas y luz de malla tupida.
Las nasas se colocaron al atardecer (17:00 hora lo-
cal) y se recogieron al amanecer del día siguiente
(9:00 hora local). Se colocó una nasa por punto y es
la que se ha usado como unidad de esfuerzo (UE)
para comparar las capturas.
Los salinetes fueron sexados, medidos con un
ictiómetro (longitud total, mm.) y pesados (peso
total, gramos), siendo posteriormente liberados en
el mismo lugar de su captura lo antes posible para
evitarles daño alguno por su manipulación. Los
ejemplares de otras especies de peces también fue-
ron identifcados y medidos antes de su liberación
al medio. Todas las capturas de otros organismos
fueron anotadas y añadidas a los análisis.
Para realizar los estadísticos se usó el programa
SPSS 13.0 para Windows.
Resultados
En los siete muestreos se han capturado un total de
1.013 peces pertenecientes a 6 especies diferentes
(Tabla 4). Todas ellas son autóctonas de nuestros
ríos. El salinete fue la especie más capturada en el
río de La Vega, con aproximadamente el 62% de
las capturas totales (Figura 7). Esto no signifca que
el salinete sea la especie más abundante ya que las
nasas usadas para las capturas son selectivas hacia
peces pequeños (<100 mm) que principalmente na-
Tabla 1 Distribución de los muestreos y estado del
caudal del río en cada uno de ellos.
Table 1 Temporal distribution of the samples and
river characteristics.
Tabla 2 Distribución de los puntos muestreados por
pozas.
Table 2 Distribution of the minnow traps.
25
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Tabla 3 Parámetros físico-químicos que se tomaron en el río La Vega.
Table 3 Parameters physics - chemics taken in the river de la Vega.
Figura 5 Medias de oxígeno y temperatura durante los muestreos reali-
zados en el río de la Vega.
Figure 5 Oxygen and temperature averages during the samplings.
Figura 6 Valores medios totales de conductividad en cada punto mues-
treado en el río de la Vega.
Figure 6 Conductivity averages in each sampled point.
26
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
dan en la columna de agua. Por ejemplo, los indi-
viduos de cachuelo más grandes (detectados en un
número importante a simple vista en los muestreos)
no pueden ser capturados con está técnica por su
tamaño, por lo que no podemos concluir que el sa-
linete sea la especie más abundante del río, aunque
si que lo es en su rango de tallas.
Se ha observado un crecimiento de población de
cachuelos desde que Clavero muestreara en 2005.
De hecho, es la segunda especie más abundante en
las capturas (19,6%), seguido por la colmilleja y las
lisas; fnalmente, en menor número, aparecieron pe-
jerreyes y anguilas.
En cuanto a las capturas totales referidas a los
muestreos (Figura 8), los meses en los que se cap-
turaron más individuos de peces fueron septiem-
bre de 2007 y octubre de 2008. Estos muestreos
se realizan después del periodo de sequía estival
y justo antes de las lluvias. Es entonces cuando el
río presenta un menor caudal y tan solo quedan po-
zas aisladas donde se concentra la ictiofauna. En
el muestreo de septiembre de 2008 se capturaron
todas las especies descritas en el estudio (Tabla 5).
En los meses de invierno se muestreó después de
las lluvias, en estos momentos el río presentaba un
fujo continuo de agua hacia el mar y un gran cau-
dal produciendo un efecto diluctor en las capturas.
Se han capturado un total de 622 salinetes en
los 7 muestreos realizados (Tabla 5). Como en las
capturas totales, se obtienen mayores densidades en
los muestreos antes de las lluvias. En los meses de
invierno, tras las lluvias, las capturas son esporádi-
cas (Figura 9). Si se agrupan los puntos en pozas
aisladas durante el verano antes de las lluvias (Ta-
bla 2), la poza con mayor número de capturas por
unidad de esfuerzo (CUE) es la número 6 (Figura
Tabla 4 Frecuencia de capturas de las distintas especies de pe-
ces en los muestreos realizados en el río de La Vega.
Table 4 Frequency of the captures of the different fsh species in
the river de la Vega.
Figura 7 Relación de capturas de peces en los muestreos realiza-
dos en el río de la Vega.
Figure 7 Fish captures relation in the samplings made in the river
de la Vega.
27
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Figura 8 Número de capturas de peces por muestreo rea-
lizado en el río de la Vega.
Figure 8 Fish captures in each sampling.
Figura 10 Capturas por unidad de esfuerzo de salinete en
cada una de las zonas del río.
Figure 10 Catches per unit of effort in the different river
zones.
Figura 9 Capturas por unidad de esfuerzo de salinete en
los distintos muestreos realizados.
Figure 9 Catches per unit of effort in the samplings.
28
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
10). Esta poza, correspondiente al punto número
15, es la situada más aguas arriba del tramo estu-
diado y es la más pequeña de todas (3 m
3
aproxima-
damente) (Figura 11). Este valor viene dado sobre
todo por el muestreo de septiembre de 2007, donde
quedaron atrapados un gran número de individuos
de salinete. Al año siguiente en la misma época, los
salinetes se concentraron sobre todo en la poza 3
que es la segunda en capturas totales.
Las capturas no se dan en una zona concreta,
incluso de un año a otro los lugares de concentra-
ción varían (Figura 12). En mayo y junio, cuando
el cauce aún está sin discontinuidades, aunque con
menos caudal que en invierno, los salinetes ocupan
homogéneamente todo el tramo sin detectarse con-
centraciones ni preferencias por determinadas zo-
nas (Figura 12), hecho que puede estar relacionado
con la época reproductiva en la que buscan zonas
aptas para la freza.
Las longitudes totales del salinete en el río de la
Vega están comprendidas entre los 19 mm de míni-
ma y los 53 mm de máxima. La longitud media para
todos los ejemplares es de 32,35 ± 7.44 mm. En el
histograma de frecuencias de tallas (Figura 13) se
puede ver como la distribución tiene 3 máximos.
Uno en las primeras longitudes, alrededor de los 20
mm, correspondiente a los individuos inmaduros
más jóvenes. El segundo alcanza valores cercanos
a los 30 mm y perteneciente a inmaduros y machos
adultos. El último máximo está en longitudes supe-
riores y corresponde a las hembras adultas.
Se aprecian diferencias signifcativas en el
tamaño y peso de los individuos por sexos (Krus-
kal-Wallis, p<0,05), siendo las hembras adultas
de mayor longitud y más pesadas que los machos
adultos (Figura 14). Las hembras de salinete en el
río de la Vega tienen una longitud media de 39,57
± 6,181 mm frente a los machos que tienen 31,62
± 4,614 mm. En cuanto al peso, las diferencias son
más acusadas, las hembras presentan una media de
1,20 ± 0,476 g y los machos de 0,59 ± 0,258 g. Esto
es debido a que la carga gonadal de las hembras es
mucho más pesada que la de los machos. Existen
también variaciones de las longitudes en las distin-
tas épocas del año (Figura 15). En primavera e in-
vierno los salinetes capturados tienen una longitud
media de 35,9 mm, mientras que en otoño aparecen
ejemplares más pequeños y la media baja a 30,22
mm. Esto es debido a que la reproducción del sa-
linete se está produciendo en el río de la Vega a
fnales de la primavera y principios del verano. En
otoño ya se capturan los nuevos reclutas del año,
Figura 11 Poza número 6 en el muestreo de septiembre de 2007.
Figure 11 Pool number 6 on september 2007.
29
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Figura 12 Número de capturas de Aphanius baeticus por punto en cada muestreo realizado.
Figure 12 Aphanius baeticus catches by points and samplings.
30
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
Figura 13 Histograma de frecuencias de tallas de
salinete en el río de la Vega.
Figure 13 Frequency histogram of the Andalusian
toothcarp size.
Figura 14 Comparación de longitudes (mm) y pesos (g) medios por sexos.
Figure 14 Size (mm) and weight (g) related by sex.
31
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Figura 15 Histogramas de frecuencias de tallas de los salinetes en las distintas estaciones del año.
Figure 15 Frequency histogram of the Andalusian toothcarp size on every station.
32
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
reduciendo la talla media de las capturas. Llegado
el invierno, muchos de estos reclutas mueren y la
población se estabiliza en la talla de los adultos.
El desarrollo gonadal ocurre en primavera, es
entonces cuando los individuos adultos, sobre todo
las hembras, aumentan de peso. Posteriormente en
otoño e invierno el peso medio de las capturas des-
ciende (Figura 16).
La proporción de sexos de salinete es muy
equilibrada (Tabla 5). Se han capturado un total de
182 hembras, 163 machos y 277 indeterminados,
estos últimos capturados sobre todo en los mues-
treos posteriores a la reproducción de la especie
(septiembre 07 y octubre 08). El número de hem-
bras siempre ha sido igual o superior al de los ma-
chos salvo en el muestreo 3 de mayo de 2007. El
sex ratio total por tanto es muy próximo al 1 (sex
ratio = 0,90).
Discusión
La población de salinete del río de la Vega, aunque
no es muy numerosa en cuanto a individuos, está
bastante bien consolidada, con ejemplares de todas
las tallas, sex ratio equilibrado y reproducción a f-
nales de primavera y principios de verano. En el
tramo estudiado coexiste con otras especies de pe-
ces, entre ellas el cachuelo Squalius pyrenaicus, la
colmilleja Cobitis paludica o el pejerrey Atherina
boyeri, siendo el salinete la especie más abundante
en su rango de tallas, seguido por el cachuelo.
Con relación al tamaño, las hembras son mayo-
res y más pesadas que los machos. En primavera e
invierno las longitudes totales de las capturas son
menores que en otoño, esto es debido a la presencia
de los nuevos reclutas de la reproducción en vera-
no.
Durante la sequía estival se produce la reduc-
ción del caudal del río, hasta la llegada de las llu-
vias, a pozas aisladas e independientes que actúan
como refugios para los peces del río. Esto hace que
en esta época se produzcan importantes concentra-
ciones de peces, sobre todo de salinete, refejándo-
se en el aumento de las capturas. El hecho de que
no existan preferencias del salinete hacia determi-
nadas zonas puede deberse a que la población de
salinete no usa una única zona determinada del río,
aunque sí hay indicios de que a lo largo del año
la zona central del tramo estudiado es la más uti-
lizada. Aún así esto hace pensar que a la hora de
conservar la población de salinete es necesario ac-
tuar o proteger todo el tramo estudiado, pues obviar
un tramo u otro podría acarrear fatales pérdidas en
determinadas épocas del año. En futuros planes de
conservación se debería actuar en todo el tramo sin
obviar ningún área determinada. En los meses en
los que el río presenta un caudal continuo, el sali-
nete se distribuye regularmente por todo el tramo
sin presentar máximos.
Figura 16 Peso medio por sexo y estación de los salinetes capturados en
el río de la Vega.
Figure 16 Average weight by sex and station of the Andalusian toothcarp.
33
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Parece ser que en los puntos en los que el sa-
linete es la única especie se dan más capturas. En
los puntos en los que aparecen cachuelos o pejerre-
yes el salinete apenas aparece y si lo hace es con
un bajo número. Podría ser debido a la exclusión
competitiva apuntada por algunos autores (Clave-
ro et al., 2007; Prenda et al. 2003; García-Berthou
& Moreno Amich, 1991). Se ha podido comprobar
que el salinete es muy sensible a la presión de otras
especies de peces, tanto autóctonas como exóti-
cas, por ello ocupa lugares hiperhalinos donde no
existen otras especies para competir (Prenda et al,
2003; Clavero et al., 2007; Alcaraz & García-Ber-
thou, 2007; Kottelat & Freyhof, 2007). Este efecto
de competencia interespecífca podría ocurrir en el
río de la Vega. Aunque los muestreos no son los
sufcientes como para dar resultados signifcativos,
se observa cierta tendencia del salinete para evitar
a las otras especies, sobre todo al cachuelo. En los
puntos donde se capturan muchos salinetes apare-
cen pocos cachuelos y viceversa (Figura 17). Ejem-
plos claros se dan sobre todo los puntos 3, 4, 9, 10,
12 y 15 donde el salinete domina en abundancia
sobre cachuelo y pejerrey, caso contrario serían los
puntos 6 y 11 donde el salinete deja paso al cachue-
lo. Es importante destacar la ausencia de especies
alóctonas de peces que afectaría notablemente a la
estructura poblacional del salinete.
Parece ser que desde los muestreos de Clavero
en 2002 la población de cachuelo está aumentan-
do. En su estudio tan solo capturaron un ejemplar
en los muestreos fnales. En nuestras inspecciones
el cachuelo es una especie importante en número,
además existen individuos de cachuelo de tallas su-
periores que no son capturados con nuestras artes
de pesca.
Agradecimientos
Gracias todos los voluntarios, amigos y compañe-
ros de la Fundación Migres que han colaborado en
los trabajos de campo sin los que este trabajo no se
habría llevado a cabo. Gracias al grupo de peces
del Departamento de Zoología de la Universidad
de Córdoba y especialmente al Dr. Carlos Fernán-
dez Delgado por su apoyo científco y logístico al
proyecto. Agradecer a Ana Cruz sus diseños de
los mapas y a un revisor anónimo las sugerencias
aportadas. Este proyecto está incluido dentro de las
medidas compensatorias del proyecto de Refuerzo
Eléctrico Mediterráneo Occidental (REMO), Se-
gundo Circuito de Interconexión Eléctrica Subma-
rina entre España y Marruecos, de Red Eléctrica de
España (REE) gestionado y llevado a cabo por la
Fundación Migres.
Figura 17 Frecuencias de aparición por puntos de salinete Aphanius baeticus,
cachuelo Squalius pyrenaicus y pejerrey Atherina boyeri en el río de la Vega.
Figure 17 Frequency of appearance by points of the Andalusian toothcarp
Aphanius baeticus, cacho Squalius pyrenaicus and sand smelt Atherina boyeri.
34
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
Bibliografía
Alcaraz, C., García-Berhou, E. 2007. Food of an
endangered cyprinodont (Aphanius iberus):
ontogenic diet shift and prey electivity. Envi-
ronmental Biology of Fishes 78: 193-207.
Blanco, J.L., Hrbek, T., Doadrio, I. 2006. A new
species of the genus Aphanius (Nardo, 1832)
(Actinopterygii, Cyprinodontidae) from Ar-
geria. Zootaxa 1158: 39-53.
Clavero, M., Blanco-Garrido, F. 2007. Population
and microhabitat effects of interspecifc inter-
actions on the endangered Andalusian tooth-
carp (Aphanius baeticus). Enviromental Biolo-
gy of Fishes. Environmental Biology of Fishes.
Vol. 78: 173-182.
Clavero, M., Blanco-Garrido F., Zamora, L., Pren-
da, F.J. 2005. Size-related and diel variations
in microhabitat use of three endangered small
fshes in a Mediterranean coastal stream. Jour-
nal of Fish Biology 67: 72-85.
Clavero, M., Blanco-Garrido, F., Prenda, J. 2005a.
Fish-habitat relationship and fsh conservation
in small coastal streams in southern Spain.
Aquatic conservation: Marine and Freshwater
Ecosystems 15: 415-426.
Clavero, M., Blanco-Garrido, F., Rebollo, A., Pren-
da, J. 2005b. El salinete (Aphanius baeticus) en
el río de la Vega (Tarifa): Caracterización de la
población y factores de amenaza. Almoraima
31: 87-92.
Consejería de Medio Ambiente, Junta de Anda-
lucía. 2001. Libro rojo de los vertebrados ame-
nazados de Andalucía. Ed. Junta de Andalucía.
Sevilla, España.
Crivelli, A. J., Maitland, P.S. 1995. Future pros-
pects for the freshwater fsh faunaof the north
Mediterranean region. Biological Conserva-
tion 72: 335-337.
Doadrio, I., Carmona, J.A., Fernández-Delgado.
2002. Morphometric study of the Iberian Aph-
anius (Actinopterygii, Cyprinodontiformes),
with description of a new species. Folia Zoo-
logica 51: 67-79.
Doadrio, I. 2001. Atlas y libro rojo de los peces
continentales de España. CSIC y Ministerio de
Medio Ambiente. Madrid. España.
Echelle, A.A., Echelle, A.F., Hill, L.G. 1972. In-
terspecifc interactions and limiting factors of
abundance and distribution in the Red River
pupfsh (Cyprinodon rubrofuviatilis). Ameri-
can Midland Naturalist 88: 109-130.
Elvira, B. 1995 Conservation status of endemic
freshwater fsh in Spain. Biological conserva-
tion 72: 129-136.
Fernández-Delgado, C., Pintos, R., Torres, J.A.,
Sánchez-Polaina, F.J., Prenda, J., Gutiérrez-Es-
trada, J. C., Oliva-Paterna, F.J., Rossomanno,
S., Arribas, C. 1997. Proyectos de gestión de
ictiofauna continental en Andalucía. En Gra-
nado-Lorencio, C. (ed.) Pp. 153-166. Con-
servación, recuperación y gestión de la ictio-
fauna continental Ibérica. Publicaciones de la
Estación de Ecología Acuática. EMASESA,
Tabla 5 Frecuencias de hembras y machos y sex ratio por muestreo
realizado.
Table 5 Female and male frequencies and sex ratio.
35
El salinete en Tarifa
Migres 1, 19-36
Sevilla, España.
García-Berthou, E., Moreno-Amich. 1999. Ecología
y conservación del fartet (Lebias ibera) en las
marismas del Ampurdán (Cataluña). En Pan-
elles, M. (ed.) Pp. 151-161. Peces ciprinodón-
tidos ibéricos: fartet y samaruc. Monografía.
Generalitat Valenciana. Valencia, España
García-Berthou, E., Moreno-Amich, R. 1991. New
records of Aphanius iberus (Pices: Cyprino-
dontidae) and review of the geographical distri-
bution of cyprinodontiform fshes en catalonia
(NE-Spain). Scientia Gerundensis 17: 69-76.
Gasith, A., Resh, V.H. 1999. Streams in Mediter-
ranean climate regions – Abiotic infuences and
biotic responses to predictable seasonal events.
Annual Review of Ecology and Systematics 30:
51-81.
González-Lastra, J., García de Domingo, A.,
Hernáiz, P.P., Zazo, C., Goy, J.L. 1990. Me-
moria y mapa geológico de España, Escala
1:50.000. Hoja nº 1077, Tarifa. Instituto Tec-
nológico GeoMinero de España, Madrid, Es-
paña.
Kessel, C.M., Zee, J.R. 1984. The creation of sanc-
tuaries for the endangered fsh species Aphan-
ius apodus, A. iberus and Valencia hispanica
(Cyprinodontidae). In Agricultural University,
Nature Conservation Department (ed.) Pp. 1-
17 The western Mediterranean: Research pro-
posal. Gronigen, The Netherlands.
Kottelat, M., Freyhof, F. 2007. Handbook of Euro-
pean freshwater fshes. Kottelat, Conrol. Swit-
zerland & Freyhof. Berlin, Germany.
Lelek, A. 1987. The freshwater Fishes of Europe,
Threatened fshes of Europe. Vol 9. AULA-
Verlag Wiesbaden.
Mas, J. 1986. La ictiofauna continental de la Cuen-
ca del río Segura. Evolución histórica y estado
actual. Anales de Biología 8: 3-17.
Mas, J. 1981. Notas sobre la situación actual de lo-
calidades de ciprinodóntidos y familias afnes
en el levante de la Península Ibérica. Boletín
del Instituto Español de Oceanografía 6: 215-
221.
Meffe, G. K., Carroll. 1997. Principles of Conser-
vation Biology (2
nd
edition). Sinauer Associ-
ates, Inc. Sunderland, Massachusetts, USA.
Mickley, W. L., Deacon. 1991. Battle against ex-
tinction. Native Fish Management in the Amer-
ican West. The University of Arizona Press.
Tucson, Arizona, USA.
Moreno-Amich, R, Planelles, M., Dernández-Del-
gado, C., García Berthou. 1999. Distribución
geográfca de los ciprinodontiformes en la
Península Ibérica. En Planelles, M, (ed.) Pp.
33-57. Peces Ciprinodóntidos Ibéricos Fartet y
Samaruc. Monografía. Generalitat Valenciana.
Valencia, España.
Moyle, P.B., Randall, P.J. 1998. Evaluating the
biotic integrity of watershed in the Sierra Ne-
vada, California. Conservation Biology 12:
1318-1326.
Moyle, P.B., Cech. 1982. Fishes: An introduction
to ichthyology. Prentice-Hall Incorporated. En-
glewood Cliffs, New Jersey, USA.
Nelson, J. S. 1994. Fishes of the world (2
nd
edition).
Wiley & Sons (eds.). New York, USA.
Oliva-Paterna, F.J., Torralva, M. 2008. El fartet en
la Región de Murcia: biología y conservación.
Dirección General del Medio Natural. Región
de Murcia. Murcia, España.
Oliva-Paterna, F.J., Torralva, M., Fernández-Del-
gado, C. 2006a. Threatened Fishes of the
World: Aphanius iberus (Cuvier & Valenci-
ennes, 1846) (Cyprinodontidae). Enviromental
Biology of Fishes 75: 307-309.
Oliva-Paterna, F.J., Doadrio, I., Fernández-Delga-
do, C. 2006b. Threatened Fishes of the World:
Aphanius baeticus (Doadrio, Carmona & Fern-
ández-Delg-aado, 2002) (Cyprinodontidae).
Enviromental Biology of Fishes 75: 309-311.
Oltra, R., Todolí, R. 2000. Reproduction of the en-
dangered killifsh Aphanius iberus at different
salinities. Enviromental Biology of Fishes 57:
113-115.
Planelles, M. 1996. The last population of samaruc
(Valencia hispanica), Valenciennes, 1846:
distribution, status and recovery efforts. Pub-
licaciones Específcas del Insituto Español de
Oceanográfa 21: 263-268.
Prenda, J., Clavero, M., Blanco, F. 2003. Los peces
continentales de la provincia de Cádiz. Revista
de la Sociedad Gaditana de Historia Natural
3: 217-232.
Primack, R.B., Ros, J. 2002. Introducción a la bi-
ología de conservación. Editorial Ariel S.A.
(Ed). Barcelona, España.
Torralva, M., Oliva-Paterna, F.J. 2002. Problemáti-
36
Benjumea, Tirado
Migres 1, 19-36
ca de los Ciprinodóntidos en el Sureste Penin-
sular: Criterios y estrategia de Recuperación.
En Doadrio, I. (ed.) Atlas y libro rojo de los
peces continentales de España. CSIC y Minis-
terio de Medio Ambiente. Madrid, España.
Torralva, M., Oliva-Paterna, F.J., Andreu, A.,
García-Mellado, A., Miñano, P.A., Cardozo,
V., García-Alonso, J., Fernández-Delgado, C.
2001. Distribución y estado de conservación
del Fartet, Aphanius iberus (Valenciennes,
1946), en la región de Murcia (SE de la Penín-
sula Ibérica). Estableciemiento de grupos pob-
lacionales operativos. Anales de Biología 23:
63-84.
Torralva, M., Oliva-Paterna, F.J., Fernández-Del-
gado, C., García, J. 1999. Las poblaciones
de Lebias iberica (Valenciennes, 1846) en la
Región de Murcia. En Planelles, M. (ed.) Pp.
225. Peces Cipronodóntidos Ibéricos: Fartet y
Samaruc. Monografía. Generalitat Valenciana.
Valencia, España.
Vargas, M.J., de Sostoa, A. 1997. Life history pat-
tern of the Iberian toohcarp Aphanius iberus
(Pisces, Cyprinodontidae) from a Mediterrane-
an estuary, the Ebro Delta (Spain). Netherlands
Journal of Zoology 47: 143-160.
Villwock, W. 1999. Distribution, ecology and re-
lationship of Near East and Mediterranean
Cyprinodonts of the genus Aphanius. Journées
Ichthyologie C.I.E.S.M. Rome 89-92.
Wetzel, R. G. 1981. Limnología. Omega (Ed). Bar-
celona, España.
37
El calderón común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 37-45
Las poblaciones de calderón común Globicephala melas
en el Estrecho de Gibraltar
Renaud DE STEPHANIS, Philippe VERBORGH, Pauline GAUFFIER
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Entre los años 1999 y 2007 se ha realizado un estudio sobre la ecología del
calderón común en el Estrecho de Gibraltar. Se han realizado muestreos
aleatorios desde una embarcación para realizar estudios sobre distribución
espacio temporal, sus tendencias poblacionales, su dieta, y su diversidad
genética. Se ha podido demostrar que los calderones están presentes du-
rante prácticamente todo el año, desapareciendo del estrecho durante los
meses primaverales probablemente por motivos reproductores. Su distri-
bución espacial está relacionada con sus estrategias alimenticias, basadas
principalmente en la captura de cefalópodos y en menor medida de peces,
que diferencia su nicho batimétricamente de los de delfnes mulares y ca-
chalotes, con los que comparte distribución en la superfcie. El clan del
Estrecho esta dividido en grupos matrilineales que parecen tener una dieta
propia. Finalmente, la tendencia poblacional de la especie se considera
más o menos estable, con un crecimiento del orden de 5,5% hasta el año
2006, en la que fue afectada por una plaga debida al morbillivirus, que
provocó durante el invierno 2006-2007 un descenso en la población del
orden de 15%.
Abstract
Between 1999 and 2007 a research program has been set up to investiga-
te the ecology of the Long fnned pilot whales of the Strait of Gibraltar.
Non systematic surveys have been carried out from a research boat to
study the spatio-temporal distribution, the diet and their genetic diversity.
It was possible to demonstrate that pilot whales are present almost all
year round, leaving the Strait during spring months probably for repro-
ductive purposes. Its spatial distribution is related to its diet strategies,
based mainly on cephalopods and fsh, which differentiate its bathymetric
niche from bottlenose dolphins and sperm whales with which they share
their surface distribution. The clan of the Strait is divided into matrilineal
groups that seem to have their own diet. Finally the population tendency
of the species is considered to be relatively stable, with a growth rate of
5.5% until 2006, after which an epizootic due to a morbillivirus affected it
and produced a decrease during the winter 2006-2007 of around 15%.
Palabras clave
abundancia; distribución;
ecología; Estrecho de Gibral-
tar; Globicephala melas.
Keywords
abundance; distribution; eco-
logy; Globicephala melas;
Strait of Gibraltar.
Correspondencia
CIRCE, Conservación, In-
formación y Estudio sobre
Cetáceos. Cabeza de Man-
zaneda 3, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(renaud@stephanis.org)
38
De Stephanis, Verborgh, Gauffer
Migres 1, 37-45
Introducción
Los cetáceos, como otras muchas especies, se ven
sometidos a agentes externos que debilitan y atacan
su sistema inmunológico. Un ejemplo claro de esto
es la mortalidad de individuos por el morbillivirus
durante el invierno de 2006-2007 en las costas de
Andalucía y Murcia, así como Islas Baleares y Co-
munidad Valenciana. Dicha plaga de morbillivirus
hizo encender todas las alarmas al multiplicarse por
10 la tasas de varamientos de calderones comunes
Globicephala melas en localidades como el Estrecho
de Gibraltar (Fernandez et al. 2008). Entre los años
1998 y 2008 CIRCE ha venido realizando estudios
demográfcos sobre los calderones comunes del Es-
trecho y, gracias a la identifcación fotográfca, se
ha podido estimar el número de bajas que causó la
epidemia. Estos resultados arrojan que nada más en
el Estrecho de Gibraltar, murieron 77 animales de
los 345 que lo habitan (Gauffer 2008). De estos, 26
lo habrían hecho debido a causas naturales, y los 51
restantes habrían muerto debido a la infección. Estos
datos parecen alarmantes, pero es importante resal-
tar que la población se está adaptando a esta mortan-
dad, a través de un aumento de la natalidad durante
los veranos del 2007 y 2008. También es importante
resaltar que sobre los 77 animales muertos tan solo
10 llegaron a las orillas de Cádiz, debido probable-
mente a las corrientes tan importantes que existen
en el Estrecho. Esto representa tan solo el 13 % de
los animales muertos, lo que pone de manifesto la
importancia de este tipo de estudios para poder de-
tectar tendencias poblacionales de cetáceos.
Metodología
El estudio de los cetáceos en su hábitat natural
requiere la utilización de distintas técnicas me-
todológicas. Durante estos años las técnicas más
utilizadas son las que a continuación se explican
brevemente.
Tipos de muestreos
Con el objetivo de determinar el lugar de distribu-
ción de los cetáceos del Estrecho se realizan distin-
tos tipos de muestreos. Los más utilizados por la
organización CIRCE son los muestreos aleatorios
que resumimos a continuación:
Muestreos aleatorios en el Estrecho de Gibraltar
El objetivo del trazado de rutas es el de ho-
mogeneizar el esfuerzo de búsqueda en todas las
zonas. Denominamos esfuerzo de búsqueda a las
millas o kilómetros navegados dedicados a la bús-
queda de cetáceos con condiciones adecuadas de
avistabilidad (estado de mar inferior a 4 según la
escala Douglas y visibilidad superior a 3 millas
náuticas). En muchas ocasiones, los transectos ini-
ciales planeados sufren variaciones a lo largo de
la navegación debido a las cambiantes condiciones
climáticas, adecuándose el rumbo del barco a lo
que el sentido común exija respecto a las condicio-
nes de mar (por ejemplo, evitando la mar de fondo
lateral, terriblemente incómoda para el trabajo, y
tomando un rumbo que permita un movimiento
menos violento de la embarcación). Estos cambios
en la ruta preestablecida se consideran válidos al
no depender de la densidad de los cetáceos sino de
condiciones externas.
Los transectos no siguen un diseño sistemático
y son llevados a cabo aleatoriamente en el Estre-
cho durante los muestreos, intentando cruzar lo
más perpendicularmente las líneas isobáticas. Du-
rante la navegación se realizan guardias de vigía
cubriendo los 180 grados del horizonte frente a la
embarcación mediante rastreos con y sin prismá-
ticos alternativamente y de manera permanente,
siempre que las condiciones de mar fuesen las ade-
cuadas (por debajo de marejada). La vigilancia se
reparte entre 2 personas que están simultáneamente
en guardia (turnos de 40 minutos por persona para
evitar el cansancio visual). Durante estas guardias
se busca cualquier signo que pudiera indicar la pre-
sencia de cetáceos: soplido, salpicones, aletas, aves
alimentándose alborotadamente, saltos, etc.
Al producirse un avistamiento, se suspende el
esfuerzo de búsqueda (en el momento de contacto
con los animales) y se inicia la recogida de datos de
avistamientos. El esfuerzo se reanuda al fnalizar el
avistamiento. En toda esta metodología, se siguen
los protocolos estandarizados de la Sociedad Espa-
ñola de Cetáceos (SEC 1999).
Avistamientos de cetáceos
Al producirse un avistamiento de cetáceos, se
registran inmediatamente una serie de datos bási-
39
El calderón común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 37-45
cos: posición, hora, ángulo del animal o grupo con
respecto a la proa del barco, distancia, altura del
avistador, estado de mar y viento, rumbo y veloci-
dad de la embarcación, rumbo y comportamiento
de los animales y primera señal indicadora de la
presencia de los animales. Acto seguido se proce-
de al acercamiento de la embarcación al animal o
grupo de animales en un ángulo y velocidad ade-
cuados para no interferir en sus movimientos ni su
comportamiento.
Una vez llegados al punto de encuentro con los
cetáceos, se inicia la toma de datos “en contacto”:
posición y hora, velocidad, comportamiento, co-
hesión y tamaño del grupo (estos datos se toman
de forma regular o a cada cambio de tamaños de
grupos), foto-identifcación, y toma de datos am-
bientales cada 20 minutos.
Foto-identifcación
Fotos en el mar
Desde 1999 se toman fotografías de aletas dor-
sales y caudales de las especies de cetáceos del Es-
trecho, actualmente gracias a los avances fotográf-
cos con las cámaras de formato digital los costes se
han abaratado resultando esta técnica de gran efca-
cia para el estudio de las poblaciones. Para fotogra-
far las aletas dorsales los animales se fotografían
lo más cerca posible en el lado izquierdo de su aleta
dorsal. Debido a que normalmente es el lado más
accesible ya que los animales nadan normalmente
en esta zona contra la corriente predominante del
este para permanecer aproximadamente en la mis-
ma área. Por lo tanto, el lado izquierdo estaría mi-
rando hacia el sur donde se da la mejor luz del sol
para hacer las fotografías. Se realiza, por tanto, un
catálogo del lado izquierdo y se analiza solamen-
te un lado (puede realizarse un catalogo del otro
lado pero es recomendable elegir uno u otro). To-
dos los animales presentes en el avistamiento serán
fotografados independientemente de su nivel de
marcado, para tener así la misma probabilidad de
captura fotográfca de los individuos. Algunas fo-
tografías serán de más de un individuo o aleta dor-
sal, ya que en algunas especies a veces se forman
grupos muy compactos. El término de “imagen de
aleta” será usado para hablar de la representación
de una sola aleta dorsal en una fotografía que puede
contener varias.
Análisis de las fotografías
Todas las fotografías se nombran con el núme-
ro de avistamiento, el nombre del grupo y el núme-
ro de foto. Cada fotografía se analiza y los datos
relacionados al ejemplar se introducen en la base
de datos. Estos datos aportan una información ge-
neral: número de avistamiento, nombre de grupo,
número de carrete o tarjeta, número de foto, núme-
ro total de individuos en la fotografía, número de
individuo analizado en la foto (comenzando desde
el individuo más próximo al más lejano y desde el
lado izquierdo al lado derecho en caso de confu-
sión, cuando dos animales están a la misma distan-
cia); y, además, información de cada individuo so-
bre la exposición de la aleta (fuera o no del agua),
ángulo, calidad del individuo, código de individuo
y comportamiento.
Se asigna un código a cada individuo identif-
cado en el catálogo siguiendo la siguiente fórmula:
si se tratase de un calderón común: GM_GIB_XXX
donde GM representa Globicephala melas, GIB in-
dica Estrecho de Gibraltar y XXX para el número
asignado a cada individuo identifcado en el catá-
logo. Se contrastan con individuos previamente
identifcados comparando cada fotografía nueva,
del lado izquierdo, con todos los individuos identi-
fcados del catálogo. A los animales a los cuales no
se les puede reconocer se les da una identifcación
nueva.
Análisis demográfcos a partir de la
foto-identifcación
Una vez completado el catálogo de foto-iden-
tifcación se pueden analizar los datos a varios ni-
veles. Los modelos de marca-recaptura son los más
utilizados para estimar parámetros demográfcos y
observar tendencias poblacionales. Estos modelos
permiten estimar el tamaño de las poblaciones, las
tasas de supervivencia, las tasas de crecimiento
poblacional y también las tasas de emigración e
inmigración. También permiten estudiar la estruc-
tura social, es decir, conocer qué individuos tienen
asociaciones a corto o largo plazo con otros. Final-
mente, siguiendo cada individuo a largo plazo y de
manera regular se puede llegar a saber las edades
de los individuos, el sexo y los intervalos de naci-
miento. Todos estos parámetros son la base de los
planes de gestión y conservación de las especies de
cetáceos del Estrecho de Gibraltar.
40
De Stephanis, Verborgh, Gauffer
Migres 1, 37-45
Toma de muestras durante los avistamien-
tos de cetáceos
Metodología para la toma de las muestras
La información inherente a distintos tejidos de los
cetáceos nos permite recopilar una gran informa-
ción de sus parámetros naturales. Estas técnicas,
aunque intrusitas, dan respuesta a muchas incógni-
tas planteadas en el estudio de sus poblaciones.
Las biopsias de piel se consiguen usando una
ballesta a una distancia de entre 5 y 15 metros de
los animales. Los dardos se disparan en la región
mediolateral, debajo de la aleta dorsal. Una pieza
de epoxi impide que el dardo penetre profunda-
mente en el animal, y ayuda a que el dardo rebote
en el animal. Los dardos están diseñados para fotar
y se recuperan mediante una red. Las biopsias in-
cluyen trozos de piel y una pequeña capa de grasa.
Las puntas para delfnes mulares y calderones co-
munes miden 2 cm de largo y 0.6 cm de diámetro
interno. Tanto las puntas como las fechas están di-
señadas y fabricadas por Finn Larsen, del Instituto
para Investigación en Pesquerías de Dinamarca, en
Charlottenlund.
Una vez obtenidas las muestras de piel se con-
servan de dos maneras. Una primera parte se pre-
serva a -20ºC, inmersa en una disolución de 20%
de dimetilsulfóxido (DMSO) en solución salina
saturada (NaCl), que se utiliza para extraer el ADN
(Amos & Hoelzel, 1991). Una segunda parte de
la piel congelada a -20ºC se deja sin tratamiento
para ser utilizada en los análisis de isótopos esta-
bles. Las muestras de grasa se conservan congela-
das a -20ºC en papel de plata para los análisis de
contaminantes.
Análisis de las muestras
Genética
La mayoría de los cetáceos no tienen diferen-
cias externas que permiten diferenciar a los machos
de las hembras. Una vez extraído el ADN se puede
conocer el sexo del individuo biopsiado de manera
Figura 1 Distribución temporal de la tasa de encuentro (numero de avista-
mientos por 100 km navegado) de calderones en el Estrecho de Gibraltar.
Figure 1 Spatial distribution of the encounter rate (number of sighting per
100km sailed) of pilot whales in the Strait of Gibraltar.
41
El calderón común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 37-45
rápida. También se pueden estudiar las relaciones
parentales que existen entre individuos de un gru-
po, dentro de una población y entre poblaciones.
Estos estudios llegan a defnir fronteras entre po-
blaciones y permiten conocer como conservar una
población teniendo en cuenta donde están los limi-
tes de esta. También permite conocer el grado de
aislamiento de una población a través de la diver-
sidad genética y así saber la importancia que tiene
cada individuo.
Dieta
La extracción de isótopos estables da infor-
mación sobre la dieta del individuo biopsiado. Se
estudian dos isótopos en particular. Por un lado el
nitrógeno, que aporta información sobre el lugar
en la cadena trófca en el que se alimenta el pre-
dador y, por otro lado, el carbono que nos da una
información sobre el lugar en el que se alimenta el
individuo, es decir, si lo hace en una cadena tróf-
ca más costera o más pelágicas. Esta información
permite tener una idea de la dieta del individuo, ver
si hay cambios de dieta importante a corto y largo
plazo en una población y, también, si se comparan
los resultados de diferentes especies que comparten
una misma zona, ver si hay competencia por los
recursos.
Resultados y discusión
Distribución temporal
Los calderones están presentes todo el año en el Es-
trecho (Fig. 1). Cada año, durante 2 ó 3 semanas en
mayo y/o junio, suelen desaparecer de la zona de
estudio. Estos movimientos han sido relacionados
con observaciones de grupos muy grandes en el mar
de Alborán en estos periodos. Aún no se dispone de
Figura 2 Distribución espacial de los calderones a lo largo del año.
Figure 2 Spatial distribution of pilot whales along the year.
42
De Stephanis, Verborgh, Gauffer
Migres 1, 37-45
resultados para confrmar que los individuos del es-
trecho se mueven hacia esta zona del Mediterráneo,
pero la correlación entre los eventos es muy fuerte.
En junio de 2006 todos los individuos del estrecho
desaparecieron durante semanas y regresaron con
unas 30 crías. Este “Babyboom” ha sido observado
exactamente al mismo tiempo en el mar de Alborán
lo que sugiere que estos movimientos deben tener
un carácter reproductivo.
Distribución espacial y dieta
Los calderones comunes, los delfnes mulares Tur-
siops truncatus y los cachalotes Physeter macro-
cephalus comparten una amplia área de su zona de
alimentación y estas tres especies fueron observadas
en verano, principalmente en aguas profundas del
canal principal del Estrecho. Durante el resto del año
se observó una distribución más amplia en invierno
que en verano. Este cambio de distribución podría
estar relacionado con cambios en la dieta. En invier-
no son más oportunistas que en verano, de modo que
amplian su área de campeo en busca de presas.
De Stephanis (2005) demostró que existe una
segregación espacial de los calderones comunes
con delfnes listados Stenella coeruleoalba, delf-
nes comunes Delphinus delphis, y orcas Orcinus
orca, existiendo por lo menos una diversifcación
en cuanto a zonas de alimentación con estas espe-
cies, y quedando la duda de si existe solapamiento
en el tipo de presas capturadas. De la misma mane-
ra, se ha visto que los calderones comunes solapan
su zona de distribución con cachalotes y delfnes
mulares. Por un lado, los análisis de pieles de del-
fnes mulares realizados durante el verano 2006
en el Estrecho de Gibraltar refejan que tanto los
niveles de δ
15
N como los niveles de δ
13
C son signi-
fcativamente diferentes con los de los calderones
comunes. Cuando se comparan los niveles de δ
15
N,
se ve claramente un salto de cadena trófca entre las
dos especies. Este salto es el mismo que existe con
los cachalotes muestreados durante el verano en el
Estrecho y los calderones comunes. Esto parece
confrmar, por un lado, que existe una diferencia
entre la dieta de los calderones comunes y los delf-
nes mulares. Además, como indican las diferencias
Figura 3 Esquema de distribución en función de dieta y perfles de inmersión de calderones comunes, del-
fnes mulares y cachalotes en las secciones angostas del Estrecho de Gibraltar. El rango de distribución de
calderones se plantea como en todas las capas del Estrecho, al no poder especifcar el rango de profundi-
dades utilizado por la especie.
Figure 3 Scheme of the distribution in function of the diet and dive profles of long fnned pilot whales, bott-
lenose dolphins and sperm whales in the narrow section of the Strait. The distribution range of pilot whales
encompass all the depth layers, as it was not possible to defne the depth ranges used by this species.
43
El calderón común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 37-45
en δ
13
C, es probable que haya una diferencia en las
aguas explotadas por ambas especies. También se
puede concluir que la dieta de los cachalotes y de
los calderones comunes es diferente, como cabía
esperar para dos especies que tienen las mismas
capacidades de inmersión. De este modo, estas 3
especies se segregan en profundidad de caza. Los
cachalotes y los delfnes mulares, a pesar de tener
una dieta parecida en cuanto a cadena trófca, se
segregan en tipo de presas/dieta. Para el caso de los
cachalotes y calderones comunes, al igual que para
el caso de los calderones comunes y los delfnes
mulares, cada uno de ellos se adapta por tanto a un
tipo de dieta y distribución espacial, contando con
la batimetría y/o masas de aguas. Esto podría verse
refejado en la Figura 3.
Figura 5 Los puntos representan los sitios donde vararon los calderones durante la epidemia de Morbillivirus.
Figure 5 Each dot represent sites where pilot whales stranded during the morbillivirus epizootic.
Figura 4 Abundancia y tasa de mortalidad de calderón común de los individuos
muy marcados únicamente.
Figure 4 Abundance and mortality rate of well marked pilot whale individuals only.
44
De Stephanis, Verborgh, Gauffer
Migres 1, 37-45
Estudio de sus características poblacio-
nales
Los grupos de calderón común del Estrecho de Gi-
braltar se estructuran en grupos sociales jerárqui-
camente organizados, a partir de grupos con una
media de 14 individuos (de Stephanis et al. 2008),
y contaban con alrededor de 300 efectivos en 2007
(Gauffer 2008). Los individuos que forman un
grupo social se quedan juntos toda la vida. Gracias
a los estudios a largo plazo se sabe que la tasa de
mortalidad de las crías en su primer año de vida es
del 32%, de los juveniles entre 1 y 5 años del 14% y
para los adultos (más de 6 años) es del 1,5%.
La tasa de crecimiento poblacional anual entre
1999 y 2005 ha sido del 5,5% (Verborgh et al. 2009)
(ver Figura 4). También se ha podido conocer que
las hembras tienen una cría cada 3,6 años, aunque
el intervalo medio para que sobreviva la cría tie-
ne que ser de unos 4,5 años, un periodo de tiempo
muy largo pero que asegura la supervivencia de las
crías. En invierno de 2006-2007 una epidemia de
Morbillivirus tocó la población de calderones del
Estrecho de Gibraltar y luego se extendió hasta las
Baleares en abril 2007, donde se tiene el último re-
gistro de varamiento debido al Morbillivirus (ver
Figura 5). Se conoce que dicha epidemia causo en
el Estrecho la muerte de 51 calderones. Esta epide-
mia hizo disminuir de 15% la población de calde-
rones del Estrecho (Gauffer 2008).
Genética
De momento solo se dispone de resultados muy
preliminares sobre las diferencias entre las pobla-
ciones del Estrecho de Gibraltar y mar de Alborán
con la población del Golfo de Vizcaya. Con los
conocimientos actuales parece ser que existe una
población mediterránea diferente de la población
atlántica. En la Figura 6 se puede apreciar el tipo
de estructura social hipotético que tendrían los cal-
derones comunes en el Mar de Alborán.
Figura 6 Modelo hipotético de estructura social y de estra-
tegias de reproducción de los calderones comunes para el
Mar de Alborán.
Figure 6 Hypothetical model of the social structure reproduc-
tive strategies of pilot whales for the Alborán Sea.
45
El calderón común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 37-45
Referencias
Amos, B., Hoelzel A.R. 1991. Long-term preserva-
tion of whale skin for DNA analysis. Genetic
ecology of whales and dolphins. Report of the
International Whaling Commission. Interna-
tional Whaling Commission. Cambridge, UK.
De Stephanis, R. 2005. Distribución de cetáceos
en el Estrecho de Gibraltar en función de
parámetros oceanográfcos en condiciones es-
tivales. M.Sc. thesis, Universidad de Cádiz.
De Stephanis, R., Verborgh, P., Pérez, S., Esteban,
R., Minvielle-Sebastia, L., Guinet, C. 2008.
Social structure of long-fnned pilot whales
(Globicephala melas) in the strait of Gibraltar.
Acta Ethologica 11: 81-94.
Fernandez, A., Esperon, F., Herraez, P., Espinosa,
A., Clavel, C., Bernabe, A., Sanchez-Vizcaino,
J., Verborgh, P., De Stephanis, R., Toledano, F.,
Bayon, A., 2008 Pilot whales (Globicephala
melas) mortality due to Morbillivirus in the
Mediterranean Sea. Emerging Infectious De-
seases 14: 792-794.
Gauffer, P. 2008. Étude démographique de la po-
pulation de globicéphales noirs du détroit de
Gibraltar: effet d’une épizootie de Morbillivi-
rus. MSc Thesis, Agrocampus Rennes, France.
SEC. Sociedad Española de Cetáceos. 1999. Reco-
pilación, Análisis, Valoración y Elaboración
de Protocolos sobre las Labores de Observa-
ción, Asistencia a Varamientos y Recuperación
de Mamíferos y Tortugas Marinas de las Aguas
Españolas. Ministerio de Medio Ambiente. Se-
cretaria General de Medio Ambiente, Technical
Report Sociedad Española de Cetáceos Avaible
from SEC, Nalón 16, E-28240 Hoyo de Man-
zanares, Madrid, España.
Verborgh, P., De Stephanis, R., Pérez, S., Jaget, Y.,
Barbraud C., Guinet, C. 2009. Survival rate,
abundance, and residency of long-fnned pilot
whales between 1999 and 2005 in the Strait of
Gibraltar. Marine Mammal Science 25: 523–
536 in press
47
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 47-54
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el
Estrecho de Gibraltar
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
En la primavera de 2008 se registró la presencia inusual de varias especies
de rapaces de migración típicamente oriental en el Estrecho de Gibraltar.
Los registros obtenidos mediante observaciones sistemáticas y estandari-
zadas, junto a otros no sometidos a protocolos específcos de censo, su-
man catorce aves de cuatro especies diferentes: siete cernícalos patirrojos
Falco vespertinus, cinco águilas pomeranas Aquila pomarina, un aguilu-
cho papialbo Circus macrourus y un águila de estepa Aquila nipalensis,
aunque esto podría ser solo una fracción del paso real. Se exploran varias
hipótesis para explicar este hecho y se sugiere que las condiciones meteo-
rológicas reinantes en el norte de África, con vientos persistentes y fuertes
del este coincidiendo con los picos de migración de estas especies, podrían
haber propiciado la deriva hacia el oeste de una porción de migrantes. El
patrón encontrado en el águila pomerana podría deberse también a un paso
regular y minoritario por la ruta occidental de la fracción invernante en
África occidental.
Abstract
During the spring of 2008 we detected in the Strait of Gibraltar the unusual
presence of several species of raptors that typically migrate through the
oriental fyway. The standardized records, obtained by systematic obser-
vations, and considering others not under specifc monitoring protocols,
total 14 birds of four different species: seven Red-footed Falcons Falco
vespertinus, fve Lesser Spotted Eagles Aquila pomarina, one Pallid Ha-
rrier Circus macrourus, and one Steppe Eagle Aquila nipalensis, although
this could be only a fraction of the total amount of eastern migrants cros-
sing the Straits. We explore several hypotheses to explain this unusual
occurrence and suggest that the prevailing weather conditions in northern
Africa, with strong and persistent winds from the east coinciding with the
peak migration of these species, might have facilitated the westward drift
of a portion of migrants. In the case of the Lesser Spotted Eagle it could
be a regular, although minority, migration pattern used by those birds
wintering in West Africa.
Palabras clave
Aquila nipalensis; Aquila
pomarina; Circus macrourus;
Estrecho de Gibraltar; Fal-
co vespertinus; migración
primaveral.
Keywords
Aquila nipalensis; Aquila
pomarina; Circus macrourus;
Falco vespertinus; spring
migration; Strait of Gibraltar.
Correspondencia
(1)
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(aonrubia@fundacionmigres.
org)
(2)
www.dickforsman.com
Alejandro ONRUBIA
(1)
, Antonio-Román MUÑOZ
(1)
, Dick FORSMAN
(2)
, Juan RAMÍREZ
(1)
,
Andrés DE LA CRUZ
(1)
48
Onrubia, Muñoz, Forsman, Ramírez, De la Cruz
Migres 1, 47-54
Introducción
La concurrencia de dos grandes barreras geográf-
cas orientadas de este a oeste, el mar Mediterráneo
y el desierto del Sahara, junto a la existencia de
otras barreras menores (p.ej. la cordillera alpina)
han propiciado la existencia de dos grandes ejes
migratorios en el contexto del sistema Paleártico-
Africano (Moreau, 1972; Berthold, 1993; Newton,
2008). Aunque la mayoría de las aves exhiben una
extraordinaria capacidad para realizar grandes des-
plazamientos (Alerstam, 1990), la imposibilidad
de disponer de enclaves adecuados para el reposo
y engorde durante el cruce de las citadas barreras,
o la incapacidad de volar grandes distancias sobre
el mar en el caso de la mayoría de aves planeado-
ras, explican la difcultad del tránsito directo sobre
estas barreras (Alerstam, 1990; Berthold, 1993;
Bildstein, 2006; Newton, 2008). De este modo, un
contingente mayoritario de las aves que nidifcan
en el Paleártico occidental rodea el tramo central
del Mediterráneo y el Sahara por el Próximo y Me-
dio Oriente hacia el este y sur del continente africa-
no o el sur de Asia (ruta oriental) o por la península
Ibérica hacia el oeste de África (ruta occidental),
siendo la ruta central por Italia de menor entidad
(Finlayson, 1992; Bruderer y Liechti, 1999; Corso,
2001; Leshem & Yom-Tov, 1996; Zalles & Bilds-
tein, 2000).
La ruta oriental recoge las aves migratorias del
centro y este del Paleártico y supera notablemen-
te a la ruta occidental tanto en número de especies
como en cantidad de aves en paso (Moreau, 1972;
Leshem & Yom-Tov, 1996; Bruderer y Liechti,
1999; Shirihai et al., 2000; Zalles & Bildstein,
2000). En el caso de las aves planeadoras, esta ruta
exhibe los valores más elevados de individuos en
paso para la mayoría de especies (cigüeñas, pelí-
canos, rapaces, etc.) y dispone de varias exclusivas
que sólo migran por esa ruta (migrantes orientales)
(Leshem & Yom-Tov, 1996; Shirihai et al., 2000;
Zalles & Bildstein, 2000; Bildstein, 2006). Por su
parte, el contingente migratorio occidental es im-
portante aunque de menor entidad y no dispone de
especies exclusivas, aunque destacan los números
de algunas de ellas, como por ejemplo Circaetus
gallicus, Neophron percnopterus, Circus pygargus,
y Gyps fulvus (Zalles & Bildstein, 2000). Aunque
esporádicamente se detectan migrantes orientales
en nuestras latitudes (Díaz et al., 1996), la presen-
cia de estas especies en nuestro marco geográfco
ibérico tiene consideración de rareza y constituyen
una noticia ornitológica (De Juana, 2006). La dis-
tribución estival de estas especies se circunscribe al
sector más oriental del Paleártico (Cramp, 1980).
En la primavera de 2008 se registró la presen-
cia de varias rapaces de migración oriental en el
Estrecho de Gibraltar, lo cual coincidió con un ele-
vado número de citas de alguna de estas especies
en la península Ibérica (varias decenas en el caso
de Falco vespertinus, Andy Paterson, com.pers.).
Lo inusual del registro ha motivado la elaboración
de esta nota, donde se describe el patrón encontra-
do en el Estrecho y se exploran y discuten las posi-
bles causas de este acontecimiento.
Métodos
La fuente principal de datos proviene del esfuerzo
de seguimiento de la migración primaveral reali-
zado durante los años 2007, 2008 y 2009 por el
Programa Migres, proyecto de la Consejería de
Medio Ambiente de la Junta de Andalucía coordi-
nado y desarrollado por Fundación Migres. La base
del seguimiento es el conteo de planeadoras desde
observatorios fjos con un protocolo de esfuerzo
constante, con jornadas diarias de 5-6 horas de ob-
servación continua (Programa Migres, 2009).
En el año 2007 se han realizado conteos en 39
jornadas de las cien posibles repartidas entre el 7
de febrero y el 18 de mayo. Las observaciones se
han realizado en 3 observatorios (Punta Paloma,
Cazalla y La Hoya) que vienen a cubrir un 40%
del frente del Estrecho (fgura 1). En el año 2008
se han realizado conteos sistemáticos entre el 15
de enero y el 30 de mayo. De 136 jornadas posi-
bles, se han realizado conteos el 73% de los días
en Cazalla, observatorio que controla aproximada-
mente un 13% del frente español del Estrecho, y
en el 35% de los días en 6 observatorios repartidos
regularmente por el frente del Estrecho y que vie-
nen a controlar más de un 80% de éste (fgura 1).
En el año 2009 los conteos se han realizado entre el
1 de febrero y el 15 de mayo. Se han realizado 89
jornadas de conteo de 103 posibles en dos observa-
torios (Cazalla y Punta Carnero), y 24 jornadas en
6 observatorios simultáneamente (fgura 1).
49
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 47-54
A esta información se han añadido registros no
sistemáticos realizados por ornitólogos en el área
del Campo de Gibraltar y recogidos en la base de
datos que sirve de origen para la elaboración del No-
ticiario Ornitológico del Estrecho que coordina la
Fundación Migres (Ramírez, 2009). Estas observa-
ciones no están sometidas a protocolos de esfuerzo
controlados y tienen por tanto una validez limitada
para el estudio del fenómeno migratorio. No obs-
tante, la elevada presencia de ornitólogos de distin-
ta procedencia en el área y la existencia de cauces
efcaces de recogida y canalización de esos datos,
permiten disponer de una información adicional in-
teresante para interpretar los datos existentes.
Por otro lado, se han revisado trabajos ornitoló-
gicos recopilatorios del área del Estrecho realizados
en el último siglo (Irby, 1898; Bernis, 1980; Finlay-
son, 1992; Barros y Ríos, 2002), así como en el con-
texto peninsular (Díaz et al., 1996; De Juana 2006),
prestando atención al estatus indicado en dichas
obras sobre estos migrantes orientales. Esta infor-
mación permite disponer de una perspectiva tempo-
ral de enorme valor para evaluar adecuadamente el
carácter inusual de la presencia de estas especies.
Finalmente se han revisado los mapas sinópti-
cos y condiciones meteorológicas diarias ofrecidos
por el Servicio Nacional de Meteorología y webs
especializadas (http://www.meteored.com) a lo lar-
go de las primaveras de 2007, 2008 y 2009 para co-
nocer las condiciones meteorológicas imperantes a
escala local y regional.
Resultados
Como resultado del esfuerzo de seguimiento sis-
temático de la migración (Programa Migres) se
han contabilizado 20.463 rapaces en la campaña
primaveral de 2007, 77.511 rapaces en el 2008 y
98.460 en 2009. De estos totales, 5 corresponden a
migrantes orientales: 3 águilas pomeranas en (1 en
2008 y 2 en 2009), 1 aguilucho papialbo en 2008 y
1 cernícalo patirrojo en 2008. En conjunto los mi-
grantes orientales suponen una ínfma fracción del
total de rapaces en paso (0,002-0,0038%). En 2008
los migrantes orientales suponen aproximadamente
4 de cada cien mil rapaces que cruzan el Estrecho
y en 2009 son 2 de cada 100.000. En 2007 no se
registran rapaces de migración oriental.
Considerando las observaciones no sistemáti-
cas, se añaden 11 registros de migrantes orientales
que se corresponden con 1 águila de estepa, 4 águi-
las pomeranas y 6 cernícalos patirrojos, todas ellas
realizadas en el año 2008.
Figura 1 Localización de los observatorios utilizados para el seguimiento de la
migración primaveral en el Estrecho de Gibraltar en el Programa Migres.
Figure 1 Location of the observatories used by Fundacion Migres to monitor the
spring migration in the Strait of Gibraltar.
50
Onrubia, Muñoz, Forsman, Ramírez, De la Cruz
Migres 1, 47-54
El conjunto de avistamientos sistemáticos y no
sistemáticos supone 16 registros de rapaces orien-
tales, dominados por el águila pomerana (7 aves)
y el cernícalo patirrojo (7 aves). Del total de regis-
tros, 14 tienen lugar en 2008 y sólo 2 en 2009 (3 a
2 si consideramos los datos recogidos de manera
sistemática). La campaña 2008 presenta unos valo-
res relativamente elevados de migrantes orientales
respecto a 2007 y 2009.
Los registros de águila pomerana (5 en 2008 y
2 en 2009) se distribuyen desde fnales de marzo
hasta principios de junio, con mayoría en abril (4
aves). Los registros de cernícalo patirrojo, todos de
la temporada 2008, se localizan entre el 29 de abril
y el 16 de mayo.
Si tenemos en cuenta todos los registros reali-
zados en 2008, la mayoría (12 aves) se concentran
a fnales de abril y primera quincena de mayo (fgu-
ra 2). Únicamente dos registros de águila pomerana
escapan a este patrón.
Discusión
Todas las especies de migrantes orientales citadas
en este trabajo, con la excepción del águila de este-
pa, han sido citadas previamente en la zona aunque
con carácter raro o muy escaso. Irby (1898) cita
la presencia de Falco vespertinus en el entorno de
Tánger durante los meses de abril y siempre ligado
a la presencia de grupos de langostas. Bernis (1980)
registra la presencia ocasional de una posible águi-
la pomerana durante la migración otoñal y Cramp
(1980) cita la entrada frecuente de cernícalos pati-
rrojos por Marruecos y el oeste de Europa, a veces
en números elevados, con sucesos posteriores de
cría en sectores occidentales alejados de sus zonas
habituales de distribución. Finlayson (1992) indi-
ca la presencia esporádica de aguilucho papialbo y
cernícalo patirrojo en la zona. Por su parte, Barros
y Ríos (2002) recogen algunas citas de águila po-
merana y cernícalo patirrojo en el Estrecho.
La existencia de citas históricas y recientes de
estas especies orientales hace pensar que la presen-
cia de éstas en la zona es algo relativamente habi-
tual y ya conocido dentro de la rareza del hecho.
En este sentido, los registros efectuados en estos
últimos años podrían ser el resultado de un mayor
esfuerzo prospectivo y de una mejor cobertura por
parte de un plantel de ornitólogos cada vez más
numeroso, mejor formado en identifcación y con
mejores medios ópticos y materiales (ver De Juana,
2006). No obstante, los datos del año 2008 desta-
can por la concentración de un elevado número de
registros (14 aves) y por la variedad de especies
(4), hecho absolutamente inusual. A esto se une
el registro de un ejemplar de Aquila nipalensis en
2008 (Fotografía 1), que supone la primera cita de
la especie en la península Ibérica (De Juana, 2006).
El esfuerzo de la campaña 2009 es notablemente
superior al de 2008 y sin embargo registra menos
rarezas orientales tanto en individuos como en es-
pecies.
Por su parte, el número de registros de cerníca-
Figura 2 Distribución por periodos de diez días de los contactos de rapaces de mi-
gración oriental registrados en el Estrecho de Gibraltar en la primavera de 2008.
Figure 2 Temporal distribution, using periods of ten days, of the records of eastern
raptors in the Strait of Gibraltar in spring 2008.
51
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 47-54
Foto 1 En la parte superior, vista dorsal del ejemplar adulto de águila esteparia observada en Tarifa el 6 de
mayo de 2008. En la parte inferior, vista ventral del mismo ejemplar (Dick Forsman).
Photo 1 Dorsal and ventral views of the Steppe Eagle observed in Tarifa 6 May, 2008 (Dick Forsman).
52
Onrubia, Muñoz, Forsman, Ramírez, De la Cruz
Migres 1, 47-54
lo patirrojo en la península Ibérica entre fnales de
abril y principios de junio de 2008 aglutina varias
centenas de individuos y es la más elevada regis-
trada en las últimas décadas, con mucha diferencia
(Andy Patterson, com.pers.). Este hecho viene a
corroborar que la primavera de 2008 fue excepcio-
nal en cuanto a avistamientos de rapaces de migra-
ción oriental, especialmente cernícalos patirrojos.
Sin embargo, esta abundancia de registros en Iberia
es de mucha mayor magnitud que los encontrados
en el Estrecho. A este respecto, hay que tener en
cuenta que los esfuerzos prospectivos del Progra-
ma Migres suponen una cobertura representativa
pero baja del montante total de la migración en el
Estrecho durante la primavera: se censa en el mejor
de los casos el 70-80% de los días y durante un nú-
mero limitado de horas (entre el 40 y el 60% de las
horas de luz), y sólo un tercio de los días se alcanza
una cobertura espacial satisfactoria. Los registros
así conseguidos son solo una fracción del montante
total de aves que cruzan el Estrecho. Además, rapa-
ces de los géneros Falco y Circus no se concentran
especialmente en el Estrecho y son capaces de atra-
vesar grandes distancias sobre el mar (Meyer et al.,
2000 y 2003), de manera que la fracción detectada
aquí es solo una muestra del total de aves que cru-
zan el Mediterráneo occidental.
Sobre las posibles causas de esta inusual con-
currencia, se han descrito diversos motivos posi-
bles que explican la presencia de aves migratorias
fuera de sus rutas típicas: expansión distributiva,
existencia de rutas secundarias pero minoritarias en
la población, fallos en la manifestación del progra-
ma migratorio interno, condiciones ambientales en
Figura 3 Mapas sinópticos que indican la posición de centros de altas (A) y bajas (B) presiones en Euro-
pa y norte de África el 24 de abril de 2008 (1), 27-abr-2008 (2), 3-may-2008 (3) y 8-may-2008 (4).
Figure 3 Situation during spring migration 24
th
April 2008 (1), 27
th
April 2008 (2), 3
rd
May 2008 (3) and 8
th

May 2008 (4), showing antiyclones (A) and depressions (B), which could cause the drift of the eastern
migrants.
53
Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 47-54
las zonas de invernada, o efectos de deriva durante
la migración debido a agentes meteorológicos es-
peciales, como vientos fuertes (Bernis, 1966; Ber-
thold, 1993; Alerstam, 1990; Elkins, 1995 y 2005;
Newton, 2008).
Todas las especies indicadas presentan declives
moderados o fuertes de sus poblaciones en las últi-
mas décadas (BirdLife International, 2004), lo que
descarta posibles procesos expansivos. Los regis-
tros efectuados en el Estrecho de Gibraltar coinci-
den con los picos de migración de estas especies en
otros puntos de similar latitud, como Italia (Cramp,
1980; Corso, 2001; Corso y Cardelli, 2004) o Is-
rael (Shirihai et al., 2000), lo que indica que no se
trata de un hecho fortuito o anómalo en su patrón
fenológico. La concurrencia de un número relati-
vamente elevado de aves en unas fechas muy con-
cretas de 2008 (fgura 2) tanto en el Estrecho como
en la península Ibérica, Baleares y Canarias, y la
ausencia en los años 2007 y 2009, así como en los
registros históricos, apuntan a una circunstancia
puntual en ese año y no a una estrategia regular.
Una excepción a esto es el águila pomerana, que
registra individuos también en 2009 y en un perio-
do más extenso (marzo a junio), lo que apunta a la
posibilidad de que en el caso de esta especie exista
un paso regular aunque minoritario, como parece
ocurrir durante la migración postnupcial (Ramírez
et al., en prep.). Por su parte, la concurrencia de
migrantes de distinta ecología trófca que incluyen
consumidores de invertebrados (Falco vespertinus,
Circus macrourus), de pequeños vertebrados (Aqui-
la pomarina) o vertebrados de tamaño mediano
(Aquila nipalensis) (Cramp, 1980; Newton, 2008),
descartan la posibilidad de una relación específca
con los ciclos de langostas (Locusta migratoria,
Schistocerca gregaria…) o de otras presas (térmi-
tas, roedores, tejedores...) en el Sahel.
La exploración de las condiciones meteoroló-
gicas reinantes en esas fechas arroja datos relevan-
tes. Entre fnales de abril y principios de mayo de
2008 se produjo la confuencia de un anticiclón en
el sur de Europa con una zona de bajas presiones
en el norte de África – Sahara central, Libia, Tú-
nez…- (fgura 3). Estas condiciones provocaron la
existencia de vientos fuertes laterales de dirección
este-oeste, que afectaron principalmente al sector
central y occidental del mediterráneo. La persisten-
cia de estas condiciones durante un periodo prolon-
gado de tiempo (unos 15 días aproximadamente) y
su coincidencia con los picos de migración de estas
especies en este sector, en un momento además crí-
tico como es el tránsito sobre el mar a través del
Canal de Sicilia, puede explicar la presencia inusual
de rapaces de migración más oriental en el Estre-
cho y la península Ibérica. En el caso del cernícalo
patirrojo o del aguilucho papialbo, su presencia po-
dría verse también favorecida por la existencia de
una migración en lazo con rutas en primavera más
occidentales que las otoñales (Cramp, 1980; Corso
& Cardelli, 2004; Newton, 2008).
Teniendo en cuenta que los efectos de deriva
por el viento son una de las principales causas de
desvío de los migrantes de sus rutas, incluidas las
aves planeadoras (Alerstam, 1990; Berthold, 1993;
Liechti, 2006), y analizando las condiciones meteo-
rológicas reinantes en esas fechas, se sugiere que
la presencia de migrantes orientales en el Estrecho
puede estar relacionada con esa circunstancia. No
obstante, algunos registros de águila pomerana
en el Estrecho podrían estar relacionados con una
estrategia de paso específca y no necesariamente
propiciada por factores meteorológicos concretos.
Agradecimientos
A los compañeros de la Fundación Migres que han
participado en los censos de aves en el Estrecho de
Gibraltar. Un revisor anónimo aportó comentarios
que mejoraron la versión inicial del manuscrito.
Bibliografía
Alerstam, T. 1990. Bird Migration. Cambridge
University Press, Cambridge, UK.
Barros, D., Ríos, D. 2002. Guía de aves del Estre-
cho de Gibraltar. Orni Tour, Cádiz, España.
Bernis, F. 1966. Migración en aves. Tratado teóri-
co y práctico. SEO, Madrid, España.
Bernis, F. 1980. La migración de las aves en el Es-
trecho de Gibraltar. Universidad Compluten-
se, Madrid, España.
Berthold, P. 1993. Bird Migration. A general sur-
vey. Oxford University Press, Oxford, UK.
Bildstein, K.L. 2006. Migrating raptors of the
world. Their ecology and conservation. Corne-
54
Onrubia, Muñoz, Forsman, Ramírez, De la Cruz
Migres 1, 47-54
ll University Press, New York, USA.
BirdLife International 2004. Birds in Europe. Po-
pulation estimates, trends and conservation
status. BirdLife International, Cambridge, UK.
Bruderer, B., Liechti, F. 1999. Bird migration
across the Mediterranean. In Adams, N. &
Slotow, R. (eds.) Pp: 1983-1999. Proceedings
of the International Ornithological Congress,
Durban, SouthAfrica.
Corso, A. 2001. Raptor migration across the Strait
of Messina, southern Italy. British Birds 94:
196-202.
Corso, A., Cardelli, C. 2004. The migration of Pa-
llid Harrier across the central Mediterranean
with particular reference to the Strait of Mes-
sina. British Birds 97: 238-246.
Cramp, S. 1980. Handbook of the Birds of Euro-
pe, the Middle East and North Africa. Vol. II.
Hawks to Bustards. Oxford University Press,
Oxford, UK.
De Juana, E. 2006. Aves raras de España. Lynx
Edicions, Bellaterra, España.
Diaz, M., Asensio, B., Tellería, J.L. 1996. Aves
Ibéricas. I. No Paseriformes. J.M. Reyero, Ma-
drid, España.
Elkins, N. 1995. Weather and Bird Behaviour. T. &
A.D. Poyser, London, UK.
Elkins. N. 2005. Weather and bird migration. Bri-
tish Birds 98: 238-256.
Finlayson, C. 1992. Birds of the Strait of Gibraltar.
T. & A.D. Poyser, London, UK.
Irby, L.H. 1898. The Ornithology of the Straits of
Gibraltar. Second Edition. Ed. Porter. London,
UK.
Leshem, Y., Yom-Tov, Y. 1996. The magnitude and
timing of migration by soaring raptors, pelicans
and storks over Israel. Ibis 138: 188-203.
Liechti, F. 2006. Birds: blowin´ by the wind? Jour-
nal of Ornithology 147: 202-211.
Meyer, S.K., Spaar, R., Bruderer, B. 2000. To cross
the sea or to follow the coast? Flight directio-
ns and behaviour of migrating raptors appro-
aching the Mediterranean Sea in Autumn. Be-
haviour 137: 379-399.
Meyer, S.K., Spaar, R., Bruderer, B. 2003. Sea
crossing behaviour of falcons and harriers at
the southern Mediterranean coast of Spain.
Avian Science 3: 153-162.
Moreau, R.E. 1972. The Palaearctic-African Bird
Migration Systems. Academic Press, London,
UK.
Newton, I. 2008. The Migration Ecology of Birds.
Academic Press, London, UK.
Programa MIGRES. 2009. Seguimiento de la mi-
gración de las aves en el Estrecho de Gibraltar:
resultados del Programa Migres 2008. Migres
1: 83-101.
Ramírez, J. 2009. Noticiario ornitológico del Estre-
cho de Gibraltar 2008. Migres 1: 175-190.
Shirihai, H., Yosef, R., Alon, D., Kirwan, G.M.,
Spaar, R. 2000. Raptor migration in Israel and
the Middle East. A summary of 30 years of feld
research. Technical Publication International
Birding & Research Center in Eilat, Israel.
Zalles, J.I., Bildstein, K. 2000. Raptor Watch: A
global directory of raptor migration sites. Bir-
dLife Conservation Series, nº 9. BirdLife In-
ternational.
55
Estación de Anillamiento El Torrejón (2007-2008)
Migres 1, 55-63
Estación de Anillamiento de Esfuerzo Constante “El To-
rrejón” (Algeciras, Cádiz). Resultados en 2007-2008
Miguel GONZÁLEZ, Pablo ORTEGA, Fernando ENRIQUE, Antonio CAVAS
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Se muestran los resultados de los dos primeros años de seguimiento de
la estación de anillamiento de esfuerzo constante El Torrejón ubicada en
el estrecho de Gibraltar (Algeciras, Cádiz). Se muestran los índices de
captura a lo largo de todo el año, la riqueza, las capturas por especies, el
índice de dominancia y la evolución de las especies más representativas
con relación al número de capturas durante el período comprendido en los
años 2007 y 2008.
Abstract
We show the results of the frst two years of ringing at the constant effort
site El Torrejón, located in the Strait of Gibraltar (Algeciras, Cádiz). The
capture rates throughout the year, the species richness, the index of domi-
nance and the evolution of the most representative species in relation to
the total number of captures during 2007 and 2008 are shown.
Palabras clave
anillamiento; estación de es-
fuerzo constante; paserifor-
mes; río Palmones; Torrejón.
Keywords
constant effort site; passeri-
nes; ringing; river Palmones,
Torrejon.
Correspondencia
Grupo de Anillamiento Ci-
güeña Negra. E.O.T. Ctra. N-
340, Km. 78. Tarifa, E-11380
Cádiz (España)
(diversiyo@hotmail.com)
Introducción
El estrecho de Gibraltar es uno de los más impor-
tantes lugares de paso para las aves migradoras eu-
ropeas, el salto de un continente a otro hace muy
interesante establecer una estación de anillamiento
que aporte información al fenómeno migratorio en
este enclave. En el estrecho son muchos los estudios
que se realizan sobre migración pero son pocos los
datos sobre paseriformes (Bernis, 1963; Finlayson,
1992; Tellería, 1981), creándose esta estación de
anillamiento para complementar otros trabajos de
avifauna de la zona (G.O.E.S, 1989).
La estación de anillamiento se enmarca en un
proyecto global de investigación, restauración de es-
pacio degradado y divulgación de los valores natu-
rales de la zona, teniendo como fn último el conver-
tirse en una herramienta de conocimiento, gestión y
conservación tanto del espacio, como de las espe-
cies que en el habitan (González, 2008). Su princi-
pal objetivo es estudiar la estructura y la dinámica
de las poblaciones de paseriformes que usan la zona,
realizándose además de las jornadas de anillamien-
to típicas, jornadas abiertas en las que se prioriza la
concienciación y educación medioambiental.
Área de estudio
La estación de anillamiento de esfuerzo constante
El Torrejón se sitúa en el municipio de Algeciras
(coordenadas 36,10 N 5,26 O), próximo a la des-
embocadura del río Palmones, en terrenos cedidos
para este uso por el Ayuntamiento de Algeciras, y
posee una superfcie aproximada de 5.000 m
2
. Se
trata de una zona aledaña al parque municipal “El
Torrejón”, en un joven bosque de acebuches Olea
europaea surgido de la regeneración de un área de
unas 6 ha de extensión, que se utilizó ilegalmente
como vertedero industrial municipal de la ciudad
56
González, Ortega, Enrique, Cavas
Migres 1, 55-63
de Algeciras hasta fnales de 1986 y como vertede-
ro de áridos hasta fnales de 1987 (Vega, 1991).
La antigua Agencia de Medioambiente aco-
metió durante los años 1991 y 1992 las obras del
proyecto “Sellado y recuperación de la escombrera
situada en la margen derecha del río Palmones”,
dentro del Plan de Corrección de Vertidos de la
Bahía de Algeciras. En 1994 el Ayuntamiento de
Algeciras recibe la autorización de la Agencia de
Medioambiente para realizar en el vertedero las
siguientes actuaciones: plantación de árboles y ar-
bustos, instalación de red de riego, colocación de
mesas, bancos y papeleras, pasando a ser un espa-
cio de uso público.
La zona funciona como un bosque isla en las
inmediaciones de la marisma y en el límite de la
urbe lo que hace factible el estudio de las aves del
enclave. Se enmarca dentro de una zona con mu-
cha presión urbanística como consecuencia de la
expansión de la población, con urbanizaciones e
instalaciones para diversos usos, separadas del pa-
raje por el lado norte por medio de algunos setos
de porte alto. Por el sur linda con el espacio abierto
que brinda la marisma, el río y las zonas propensas
a inundaciones antes de llegar a la otra orilla del río
Palmones, en el término municipal de Los Barrios.
Por el oeste, linda con un pequeño carrizal unido a
la marisma y al río, y en el este con un par de caños
del río que dan a las famosas huertas de Palmones,
que aún siguen siendo explotadas y que a su vez
lindan con el sistema dunar del paraje.
La vegetación dominante está compuesta prin-
cipalmente por especies de matorral helióflo y
ruderal propia de estadios sucesionales tempranos
y/o áreas perturbadas (nitrifcadas y/o con fuerte
infuencia antrópica). Esto concuerda con la relati-
vamente reciente clausura y sellado del vertedero.
Gran parte de la cobertura corresponde a for-
maciones monoespecífcas de herguenes Calli-
cotome villosa que ocupan gran parte del área
muestreada. Acompañando a éstas se observan
en zonas despejadas y sin estrato arbóreo forma-
ciones de Ditrichia viscosa, tagarninas Scholimus
hispanicus y zarzas Rubus ulmifolius en las zonas
más húmedas próximas al río. En áreas donde se
ha producido un retroceso del matorral de hergue-
nes se encuentran formaciones algo más maduras
de lentisco Pistacia lentiscus y acebuche Olea eu-
ropaea, que se corresponderían con estadios suce-
sionales más avanzados, lo que nos está indicando
la evolución de la vegetación del lugar y, lo que
puede ser más interesante, estas especies, lentisco y
acebuche, son dispersadas principalmente por aves
frugívoras y se supone que llegaron más tarde a la
zona. Igualmente ocurriría con los escasos tocones
de Phyllirea angustifolia, también dispersada por
aves frugívoras. Los acebuches que componen el
área de estudio presentan unos diámetros que os-
cilan entre los 15-50 cm, lo que se correspondería
con olivos de una edad aproximada de unos 15 a 20
años. Según nuestros muestreos, la zona se corres-
pondería con un acebuchar degradado o con una
zona que está sufriendo un proceso de regeneración
que podría culminar en un acebuchar similar a los
que están próximos al río en su tramo medio, con
poco estrato herbáceo, matorral compuesto princi-
palmente por lentisco y Phyllirea angustifolia, así
como elementos tipo liana como Smilax aspera,
Tamus communis o Rubia peregrina.
Método
Motivado por la toma de conciencia del interés que
supone anillar de forma regular y controlada, en el
año 2007 se inicia el trabajo de anillamiento en esta
área de manera metódica y estandarizada, basán-
dose en el modelo básico de Estación de Esfuerzo
Constante (E.E.C.). Este método de trabajo tiene
como flosofía el seguimiento a largo plazo de la co-
munidad de paseriformes mediante el anillamiento
científco. El marcaje mediante el anillamiento y la
recaptura de individuos resulta esencial en estudios
demográfcos siendo éste el único método para es-
timar las tasas de supervivencia, emigración e in-
migración en una población (Asensio, 1997).
En este sentido, la información más valiosa
surge de las estaciones de anillamiento regular o
estaciones de esfuerzo constante (CMA, 1995), en
las que el esfuerzo de captura está perfectamente
controlado, debido a que el trabajo sistemático pro-
porciona datos más fáciles de analizar y de inter-
pretar y, por tanto, más fables que los derivados de
actividades dispersas en el espacio y en el tiempo.
Al permanecer el esfuerzo de muestreo cons-
tante, los índices de captura pueden convertirse en
estimas adecuadas de la abundancia de las diferen-
tes especies. La intención de este planteamiento es
57
Estación de Anillamiento El Torrejón (2007-2008)
Migres 1, 55-63
conseguir que a lo largo de los años se recale la
información siempre con la misma metodología,
obteniendo estimas poblacionales válidas y com-
parables en el tiempo. Por otro lado, también se
pueden obtener datos relacionados con la biometría
y la migración de aquellas especies presentes en el
área se estudio.
El protocolo de trabajo consiste en la realiza-
ción de, al menos, una jornada de anillamiento cada
15 días, aunque habitualmente la periodicidad de
los muestreos es más frecuente, por lo que se reali-
zaron 33 visitas en el año 2007 y 40 en 2008.
En cada jornada se colocan 5 redes japonesas
que supusieron 72 m lineales de red en el año 2007
y 90 m en el 2008, ubicándose siempre en los mis-
mos emplazamientos y permaneciendo en funcio-
namiento 5 horas desde el amanecer. De cada ave
se tomaron datos sobre el sexo, edad (Svensson,
1996; Jenni & Winkler, 1994), longitud del ala por
el método de cuerda máxima, (Svensson, 1996),
acumulación de grasa (Kaiser, 1993), estado de
la musculatura (Pinilla, 2000) y peso. Además se
Tabla 1 Anillamientos y controles en la estación de anillamiento El Torrejón en el período 2007-2008.
Table 1 Ringing and controls in the banding station El Torrejón” in the period 2007-2008.
58
González, Ortega, Enrique, Cavas
Migres 1, 55-63
registran los datos ambientales de cada jornada de
campo (dirección del viento, velocidad del viento y
cobertura de nubes).
Para el análisis de los datos se agruparon por
quincenas, la abundancia relativa o índice de captu-
ra se calcula estandarizando el número de capturas
con respecto al número de metros de red, se obtie-
ne un índice de captura estandarizado siendo éste
el número de capturas por 72 metros de red. Para
obtener el índice de dominancia se estandarizan el
número de capturas con respecto al número de me-
tros de red por especie y se obtiene el porcentaje
que representa cada especie con relación al índice
de capturas de cada quincena.
Resultados
En estos dos años se han capturado 2.085 aves de 55
especies diferentes, de las cuales 1.592 correspon-
den a anillamientos y 493 a controles (tabla 1). Las
especies más capturadas fueron: curruca capirotada,
curruca cabecinegra, verderón común, petirrojo,
mosquitero común, ruiseñor común, ruiseñor bastar-
do y gorrión común. Como curiosidad, se han cap-
turado dos aves con remite extranjero: un carricero
común procedente de la República Checa en el 2007
y una curruca capirotada de Bélgica en el 2008.
La distribución anual de las capturas muestra
la importancia del período comprendido entre oc-
tubre y febrero, donde la dominancia de especies
invernantes como la curruca capirotada, el zorzal
común o el petirrojo aglutinan un porcentaje ma-
yoritario de las capturas (tabla 2). Este hecho se ve
relacionado por la abundancia del fruto del acebu-
che (la acebuchina), alimento básico en esta tempo-
rada. En el resto del año no se denotan abundancias
importantes, refejándose el período reproductor
y sutilmente las épocas de migración. Durante la
época reproductora las especies más representati-
vas son el ruiseñor común, la curruca cabecinegra,
el verderón común y el gorrión común.
Tabla 2 Índice de dominancia y especie más dominante a lo largo del ciclo anual en la estación de anilla-
miento El Torrejón en el período 2007-2008. SYLATR= Sylvia atricapilla , PHYCOL= Phylloscopus collybita,
HIRRUS= Hirundo rustica, FICHYP= Ficedula hypoleuca, LUSMEG= Luscinia megarhynchos, PASDOM=
Passer domesticus, ACRSCI= Acrocephalus scirpaceus, SYLMEL= Sylvia melanocephala, CISJUN= Cistico-
la juncidis, CARCHL= Carduelis chloris, CETCET= Cettia cetti, CARCAR=Carduelis carduelis.
Table 2 Index of dominance and dominant species throughout the annual cycle at the ringing station El To-
rrejón in the period 2007-2008.
59
Estación de Anillamiento El Torrejón (2007-2008)
Migres 1, 55-63
La riqueza o número máximo de especies cap-
turadas por quincena muestra como en nuestra esta-
ción el número de especies capturadas se mantiene
medianamente estable a lo largo del ciclo anual, las
épocas en las que se capturan más especies son la
última quincena de abril y primera de septiembre,
correspondiendo con las mejores épocas de migra-
ción prenupcial y postnupcial (fgura 3).
Con relación a la riqueza acumulada de espe-
cies (fgura 2), el 75% de las especies han sido ya
capturadas entre la segunda quincena de abril y
la primera de mayo en el 2007 y entre la segunda
quincena de junio y la primera de julio en el 2008.
Distinguiendo que el número de especies totales
por año es de 41 para el 2007 y 51 para el 2008.
En las próximas fguras se presenta la evolución
de la abundancia relativa o índice de capturas cada
72 metros lineales de red, de las cinco especies más
abundantes con relación al número de capturas to-
tales: la curruca capirotada con un 31,4% del total,
la curruca cabecinegra con un 7,6%, el verderón
común con un 7,3%, el petirrojo con un 6,6% y el
mosquitero común con un 5,8%.
Figura 1 Evolución anual de la abundancia relativa (índice de captura por 72 metros de red) en la estación
de anillamiento El Torrejón en el período 2007-2008.
Figure 1 Annual evolution of the relative abundance of species (capture rate/72 meters of net) in the El Torre-
jón ringing station in the period 2007-2008.
Figura 2 Evolución anual del índice máximo de dominancia en la estación de anillamiento El Torrejón en el
período 2007-2008.
Figure 2 Annual evolution of the peak of dominance of species in the El Torrejón ringing station in the period
2007-2008.
60
González, Ortega, Enrique, Cavas
Migres 1, 55-63
Figura 5 Evolución anual de la abundancia de la curruca capirotada (capturas por 72 metros de red) en la
estación de anillamiento El Torrejón en el período 2007-2008.
Figure 5 Annual evolution of the abundance of Blackcaps (captures/72 meters of net) in the ringing station El
Torrejón in the period 2007-2008.
Figura 4 Evolución de la riqueza acumulada de especies en la estación de anillamiento El Torrejón en el
período 2007-2008.
Figure 4 Evolution of the accumulated richness of species in the ringing station El Torrejón in the period
2007-2008.
Figura 3 Evolución anual de la riqueza en la estación de anillamiento El Torrejón en el período 2007-2008.
Figure 3 Annual evolution of species richness in the ringing station El Torrejón in the period 2007-2008.
61
Estación de Anillamiento El Torrejón (2007-2008)
Migres 1, 55-63
Figura 6 Evolución anual de la abundancia de la curruca cabecinegra (capturas por 72 metros de red) en la
estación de anillamiento “El Torrejón” en el período 2007-2008.
Figure 6 Annual evolution of the abundance of Sardinian Warblers (captures/72 meters of net) in the ringing
station El Torrejón in the period 2007-2008.
Figura 7 Evolución anual de la abundancia del verderón común (capturas por 72 metros de red) en la esta-
ción de anillamiento “El Torrejón” en el período 2007-2008.
Figure 7 Annual evolution of the abundance of Greenfnches (captures/72 meters of net) in the ringing station
El Torrejón in the period 2007-2008.
Figura 8 Evolución anual de la abundancia del petirrojo (capturas por 72 metros de red) en la estación de
anillamiento “El Torrejón” en el período 2007-2008.
Figure 8 Annual evolution of the abundance of Robins (captures/72 meters of net) in the ringing station El
Torrejón in the period 2007-2008.
62
González, Ortega, Enrique, Cavas
Migres 1, 55-63
Conclusiones
Nuestros resultados muestran como la estación de
anillamiento de esfuerzo constante se convierte en
una herramienta útil para el seguimiento de pobla-
ciones de paseriformes a largo plazo, aunque el tra-
bajo realizado hasta ahora, es un primer paso de un
largo camino.
Los índices de capturas a lo largo del ciclo
anual comparando diferentes años muestran el uso
que dan al área de estudio los paseriformes, o en
casos más concretos, la dinámica poblacional de
determinadas especies.
El seguimiento continuo podrá servir como he-
rramienta de gestión y conservación, sirviendo toda
la información obtenida como buenos indicadores
de la propia estación de anillamiento y también
como indicadores de las especies que de ella hacen
uso de manera general. Valores demográfcos en
general, reproductivos, migratorios o de invernada
pueden obtenerse de nuestro trabajo.
Con relación a las especies más representativas
en función del número de capturas se puede afr-
mar que el año 2008 ha sido más importante en la
invernada de aves frugívoras, destacando el caso
de la curruca capirotada que, gracias a la buena
producción de acebuchinas en el otoño de 2008, ha
llegado a duplicar su índice de capturas.
Los resultados presentados tendrán más valor
cuanto mayor sea el periodo de muestreo. Conti-
nuar con el seguimiento se rige como herramienta
fundamental para interpretar la comunidad de aves
paseriformes que transitan por la estación de ani-
llamiento.
Agradecimientos
A todos aquellos y aquellas que han aportado algo
a este trabajo, en especial a aquellos que nos han
dado respaldo y han tenido paciencia en este cami-
no que parece que no va a tener fn. Destacar a Cu-
rro y a Helena por abrirnos la puerta a este lugar, al
Excelentísimo Ayuntamiento de Algeciras por ofre-
cernos este parque para realizar nuestras activida-
des y a la Caja Mediterránea en su iniciativa VOL-
CAM (voluntariados ambientales) por fnanciar los
primeros pasos de nuestro proyecto de Estación de
anillamiento. Ana Bermejo mejoró notablemente el
trabajo con sus aportaciones.
Bibliografía
Asensio, B. 1997. El marcado de aves para el es-
tudio de las migraciones. La Garcilla 100: 20-
23.
Bernis, F. 1963. Sobre migración de nuestros pase-
riformes transaharianos. Ardeola 8:41-119.
CMA 1995. Manual de las Estaciones de Esfuer-
zo Constante (CES). Centro de Migración de
Aves. SEO/BirdLife, Madrid, España.
Figura 9 Evolución anual de la abundancia del mosquitero común (capturas por 72 metros de red) en la
estación de anillamiento “El Torrejón” en el período 2007-2008.
Figure 9 Annual evolution of the abundance of Chiffchaffs (captures/72 meters of net) in the ringing station
El Torrejón in the period 2007-2008.
63
Estación de Anillamiento El Torrejón (2007-2008)
Migres 1, 55-63
Finlayson, C. 1992. Birds of the Strait of Gibraltar.
T & A.D. Poyser, London, UK.
G.O.E.S., 1989. Estuario de Palmones. Etapa clave
en la migración de aves por el Estrecho. Revis-
ta Panda, Adena-WWF 25: 15-18.
González, J.M. 2008. La estación de anillamiento
“El Torrejón”, Palmones, primeros pasos. Gru-
po de Anillamiento Cigüeña Negra-Colectivo
Ornitológico Cigüeña Negra. Tarifa, España.
Jenni, L., Winkler, R. 1994. Moult and Ageing of
European Passerines. Academic Press, Lon-
don, UK.
Kaiser, A. 1993. A new multi-category classifca-
tion of subcutaneous fat deposits of songbirds.
Journal Field Ornithology 64: 246-255.
Pinilla, J. 2000. Manual para el anillamiento cien-
tífco de aves. Ministerio de Medio Ambiente,
Madrid, España.
Svensson, L. 1996. Guía para la identifcación de
los paseriformes europeos. SEO/BirdLife. Ma-
drid, España.
Tellería, J.L. 1981. La migración de las aves por
el Estrecho de Gibraltar. Vol. 2. Aves No Pla-
neadoras. Universidad Complutense, Madrid,
España.
Tellería, J.L. 1986. Manual para el censo de verte-
brados terrestres. Ed. Raíces, Madrid, España.
Vega, A. 1991. Desembocadura del Río Palmones:
Espacio natural esencial en el equilibrio eco-
lógico de la Bahía de Algeciras. Almoraima 6:
35-53.
65
Migración diurna de pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 65-72
Migración diurna visible de pequeñas aves en el Estrecho
de Gibraltar. Año 2008
Alejandro ONRUBIA, Gonzalo M. ARROYO, Luis BARRIOS, Antonio-Román MUÑOZ,
Andrés DE LA CRUZ, Juan RAMÍREZ, Miguel GONZÁLEZ, David CUENCA
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Se estudia la migración diurna visible de pequeños migrantes (Paserifor-
mes y ordenes afnes) en el Estrecho de Gibraltar durante el año 2008
mediante una red de observatorios fjos con un protocolo de esfuerzo
constante. La migración visible diurna en el Estrecho de Gibraltar está
dominada por los fringílidos, vencejos, aviones y golondrinas, abejarucos
y en menor medida otros grupos (bisbitas y lavanderas, alondras, gorrio-
nes, estorninos, escribanos…). La migración prenupcial se extiende de
febrero a mayo mientras que la postnupcial se prolonga de fnales de julio
a mediados de diciembre. Se detecta un patrón diferencial de paso entre
migrantes presaharianos y transaharianos, siendo estos últimos más tar-
díos en primavera y más tempranos en otoño.
Abstract
We studied the visible migration of small diurnal migrants (Passeriformes
and related orders) in the Strait of Gibraltar during 2008 through a net-
work of fxed observatories, using a constant effort methodology. The vis-
ible diurnal migration in the Strait of Gibraltar is dominated by fnches,
swifts, swallows and house martins, bee-eaters and to a lesser extent other
groups (wagtails and pipits, larks, sparrows, starlings, buntings...). Spring
migration extends from February to May while autumn migration extends
from late July to mid-December. There is a distinct pattern of migration
among short and long distance migrants. Trans-saharan species migrate
earlier during autumn migration and later during spring migration.
Palabras clave
migración diurna; paserifor-
mes; Estrecho de Gibraltar.
Keywords
diurnal migration; passeri-
nes; Straits of Gibraltar.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(aonrubia@fundacionmigres.
org)
Introducción
El estudio de la migración de pequeños migrantes
-Paseriformes y órdenes afnes- en el Estrecho de
Gibraltar ha sido abordado en diversas ocasiones
en las últimas décadas, de manera que existe una
información básica importante en cuanto a princi-
pales grupos en paso, fenología, comportamiento
migratorio, hábitats de interés, etc (ver Tellería,
1981; Finlayson, 1992). No obstante, la mayoría
de estos estudios se han centrado en la migración
postnupcial (Tellería, 1981, Hilgerloh, 1989) sien-
do mucho menor la información disponible sobre
la migración primaveral (Nisbet et al., 1961; Fin-
layson, 1992; Hilgerloh, 1991).
Bajo el califcativo de “pequeños migrantes” se
incluyen especies de aves de pequeño y mediano
tamaño pertenecientes al orden Paseriformes y un
elenco variado de especies de órdenes afnes: ga-
lliformes, columbiformes, cuculiformes, estrigifor-
mes, caprimulgiformes, apodiformes, coraciformes
y piciformes. Con el término “migración visible” se
66
Onrubia, Arroyo, Barrios, Muñoz, De La Cruz, Ramírez, González, Cuenca
Migres 1, 65-72
conoce aquella que se realiza en unas condiciones
que permiten su observación directa y que queda
predominantemente restringida a la migración diur-
na (Tellería, 1981). Bajo este epígrafe se encuadran
numerosas especies de aves, que incluyen muchas
marinas y rapaces, palomas, abejarucos y paseri-
formes variados como hirundínidos, motacíllidos,
fringílidos y ploceidos, entre otros (Tellería, 1981;
Newton, 2008). A pesar de los trabajos previos rea-
lizados con técnicas de rádar en el Estrecho (Hil-
gerloh, 1989 y 1991), no se dispone de información
sobre la altura de vuelo de los migrantes diurnos en
esta área de tal manera que no podemos aventurar
actualmente la porción de migrantes accesible en los
censos. Dado que muchas especies de paseriformes
migran predominantemente de noche o lo hacen a al-
turas que quedan fuera del alcance del ojo humano,
la “migración visible” constituye una muestra de la
migración diurna y como tal debe ser considerada.
En el presente trabajo se aborda el estudio de
la migración diurna visible de pequeños migrantes
en el Estrecho de Gibraltar durante el año 2008,
tratando de caracterizar los patrones y dinámica
migratoria de los distintos grupos implicados.
Metodología
Para el estudio de la migración diurna visible se
ha establecido un protocolo de toma de datos de
pequeños y medianos migrantes mediante puntos
de observación fjos (ver Tellería, 1981 para más
detalles sobre el método). Para ello se han seleccio-
nado varios emplazamientos situados en la franja
costera para evitar el registro de movimientos loca-
les tierra adentro. Durante la migración prenupcial
se han empleado seis observatorios distribuidos
por el frente del Estrecho, de este a oeste: Punta
Carnero, La Hoya, Cazalla, Pozuelo, Punta Palo-
ma y Bolonia. Durante la migración postnupcial
se han empleado dos observatorios situados en la
zona central del Estrecho: Tráfco y Punta Marro-
quí. En el mapa 1 se muestra el emplazamiento de
los observatorios utilizados. En estos puntos se han
realizado los conteos de aves en paso o migración
activa. Los observatorios han operado siempre de
manera simultánea.
Para los análisis sólo se han considerado los
registros de especies correspondientes a los si-
guientes órdenes: columbiformes, apodiformes,
coraciformes y paseriformes, que incluyen aves de
pequeño y mediano tamaño de migración diurna.
Durante el paso prenupcial el horario de obser-
vación se ha prolongado desde las 9:00 hasta las
14:00 U.T.C. (5 horas de observación ininterrumpi-
da), mientras que en el paso postnupcial el horario
ha sido de 6:00 a 12:00 U.T.C. (6 horas de obser-
vación) aprovechando los máximos de actividad
migratoria (Tellería, 1981). En ese periodo se han
registrado todos los paseriformes o afnes que se ob-
Mapa 1 Localización de los observatorios empleados para el censo de pase-
riformes en migración.
Map 1 Location of the observatories used to census migrating passerines.
67
Migración diurna de pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 65-72
servaban en paso en el entorno del observador,
habitualmente unos 150 a 300 metros de radio,
dependiendo de especies. En cada contacto se
trató de identifcar la especie o género al máxi-
mo nivel posible, el número de individuos y la
dirección de vuelo (origen y destino, según rosa
de los vientos).
El periodo de estudio durante el año 2008
se ha prolongado desde el 15 de enero hasta el
9 de junio para el paso prenupcial y entre el 24
de julio hasta el 18 de diciembre para el paso
postnupcial, fechas que abarcan la práctica
totalidad del periodo migratorio conocido en
ambos pasos (Tellería, 1981; Barros & Ríos,
2002). Durante la migración prenupcial se han
realizado muestreos 3 veces a la semana mien-
tras que en la postnupcial se han realizado dia-
riamente, cuando las condiciones meteorológi-
cas lo permitían. No se han montado puestos
con lluvias intensas o cuando la intensidad del
viento superaba la fuerza 8 en escala de Beau-
fort (> 62 km/h). De esta manera, en el periodo
de estudio se han realizado 174 jornadas de
censo, correspondiendo 54 a la migración pre-
nupcial y 120 días a la migración postnupcial.
Como el esfuerzo se ha mantenido constan-
te a lo largo de la campaña, para los análisis se
ha empleado como índice de paso de migrantes
diurnos el número de aves por jornada, conside-
rando el total registrado en los 6 observatorios
activos durante 5 horas (migración prenupcial)
o el total de los 2 observatorios activos durante
6 horas (migración postnupcial). Los datos se
han promediado para periodos de 10 días.
Resultados y discusión
Especies implicadas
Con el protocolo y esfuerzo de campo descrito
anteriormente se han registrado 174.915 aves
de 54 especies diferentes. Los resultados ge-
nerales se presentan en la tabla 1. La migra-
ción visible diurna en el Estrecho de Gibraltar
durante 2008 ha estado dominada por los frin-
gílidos (35% del total), vencejos (22%), avio-
nes y golondrinas (15%), abejarucos (10%),
y en menor medida otros grupos (bisbitas y
lavanderas, alondras, gorriones, estorninos,
Tabla 1 Número de individuos y porcentaje respecto al
total de las diferentes especies y familias de aves registra-
das en paso pre y postnupcial.
Table 1 Number of birds and percentage regarding totals
of species and families recorded in pre- and postnuptial
migration.
68
Onrubia, Arroyo, Barrios, Muñoz, De La Cruz, Ramírez, González, Cuenca
Migres 1, 65-72
escribanos). Aproximadamente el 82% de las aves
registradas corresponden a fríngilidos, vencejos,
hirundínidos y abejarucos. A nivel específco, once
especies acumulan el 90% de las aves contabiliza-
das en ambos pasos: jilguero, vencejo común, ven-
cejo pálido, abejaruco, golondrina común, gorrión
común, verdecillo, pinzón vulgar, avión común,
verderón común y pardillo común.
Patrón fenológico de la migración visible
En las fguras 1 a 5 se muestra el patrón de abun-
dancia de migrantes diurnos durante la migración
prenupcial y postnupcial en 2008. El patrón de
migración diurna durante el paso prenupcial en el
Estrecho de Gibraltar presenta máximos entre me-
diados de marzo y mediados de mayo, con picos
a fnales de marzo y fnales del mes de abril co-
rrespondientes al paso de vencejos, abejarucos y
golondrinas y aviones. Por su parte la migración
postnupcial presenta máximos entre fnales de ju-
lio y fnales de noviembre, con varios picos con-
secutivos a fnales de julio (paso de los vencejos),
principios de septiembre (paso de abejarucos y go-
londrinas), principios de octubre (paso de aviones
y golondrinas) y fnales de octubre y principios de
noviembre (paso de fringílidos y gorriones).
Durante los meses de junio y julio se ha detec-
tado también paso de aves por el Estrecho, prin-
cipalmente protagonizado por vencejos e hirundí-
nidos (golondrina común, avión zapador…), pero
también fringílidos y otros grupos, si bien en esta
época la intensidad de paso es muy baja y sin una
direccionalidad dominante, pudiéndose encontrar
individuos o grupos arribando a las costas espa-
ñolas a la vez que se detectan aves lanzándose al
mar.
El patrón encontrado delimita claramente el
paso de los migrantes diurnos presaharianos o de
corto recorrido y el paso de los migrantes transa-
harianos o de largo recorrido: por regla general los
presaharianos llegan antes en primavera (de febre-
ro a mediados de abril) y se van más tarde en otoño
(fnales de septiembre a mediados de noviembre).
Por su parte, los transaharianos llegan más tarde
(mes de abril y principios de mayo) y parten antes
(agosto a principios de octubre). El volumen de mi-
gración visible diurna de los migrantes presaharia-
nos es superior al de transaharianos.
Los migrantes de corto recorrido incluyen algu-
nos alaúdidos (principalmente A.arvensis y en me-
nor medida L.arborea, G.cristata y M.calandra),
Figura 1 Evolución de la migración diurna visible en el Estrecho de Gibraltar (2008). Se indica
el número medio de aves por jornada en periodos de 10 días para los principales grupos.
Figure 1 Progression of diurnal visible migration in the Straits of Gibraltar (2008). The fgure
shows the average of birds per day in ten-days period for different groups.
69
Migración diurna de pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 65-72
Figura 2 Evolución de la migración diurna visible de vencejos en el Estrecho de Gibraltar
(2008). Se indica el número medio de aves por jornada en periodos de 10 días para las dife-
rentes especies.
Figure 2 Progression of diurnal visible migration of Swifts in the Straits of Gibraltar (2008).
The fgure shows the average of birds per day in ten-days period for different species.
Figura 3 Evolución de la migración diurna visible de aviones y golondrinas en el Estrecho
de Gibraltar (2008). Se indica el número medio de aves por jornada en periodos de 10 días
para las diferentes especies.
Figure 3 Progression of diurnal visible migration of House Martins and Swallows in the Straits
of Gibraltar (2008). The fgure shows the average of birds per day in ten-days period for di-
fferent species.
70
Onrubia, Arroyo, Barrios, Muñoz, De La Cruz, Ramírez, González, Cuenca
Migres 1, 65-72
Figura 4 Evolución de la migración diurna visible de fringílidos en el Estrecho de Gibraltar
(2008). Se indica el número medio de aves por jornada en periodos de 10 días para las dife-
rentes especies.
Figure 4 Progression of diurnal visible migration of Finches in the Straits of Gibraltar (2008).
The fgure shows the average of birds per day in ten-days period for different species.
Figura 5 Evolución de la migración diurna visible de migrantes presaharianos y transaharia-
nos en el Estrecho de Gibraltar (2008). Se indica el número medio de aves por jornada en
periodos de 10 días para los dos grupos.
Figure 5 Progression of diurnal visible migration of short-distance (presaharian) and long-dis-
tance (transaharian) migrants in the Straits of Gibraltar (2008). The fgure shows the average
of birds per day in ten-days period for both groups.
71
Migración diurna de pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 65-72
algunos motacíllidos (M.alba, A.pratensis,
A.spinoletta), gorriones (P.domesticus), estor-
ninos, hirundínidos (P.rupestris) y fringílidos
(C.carduelis, C.cannabina, C.chloris, S.serinus,
F.coelebs), y presentan los máximos migratorios
entre fnales de febrero y mediados de abril (pre-
nupcial) y entre octubre y mediados de diciembre
(postnupcial). Los migrantes de largo recorrido o
transaharianos incluyen columbiformes (S.turtur),
coraciformes (básicamente M.apiaster), vence-
jos (básicamente A.apus y A.pallidus, y números
menores de A.melba y A.affnis), hirundínidos (Hi-
rundo rustica, H.daurica, D.urbicum y R.riparia),
algunos alaúdidos (C.brachydactyla), algunos mo-
tacillidos (M.fava, A.campestris) y algunos em-
berízidos (E.hortulana), muestran máximos desde
fnales de marzo y mayo (prenupcial) y entre julio
y principios de octubre (postnupcial).
A grandes rasgos, el mayor volumen numérico
de migrantes diurnos por el Estrecho de Gibraltar
está dominado por el paso de migrantes presaharia-
nos (fringílidos, gorriones y números menores de
bisbitas y lavanderas y aláudidos) y transaharianos,
principalmente vencejos, golondrinas y aviones y
abejarucos. De importancia menor, el paso incluye
alondras, bisbitas y lavanderas, escribanos, estorni-
nos y tórtolas.
Patrón de paso de los principales grupos
El paso de vencejos, dominado por dos especies
muy comunes (Apus apus y Apus pallidus), se
concentra en el mes de abril y principios de mayo
(primavera) y entre julio y principios de octubre
(otoño), con máximos a fnales de julio (fgura 2).
Los hirundínidos, dominados por el paso de golon-
drina común Hirundo rustica y avión común De-
lichon urbicum y en menor medida por avión za-
pador Riparia riparia, golondrina daurica Hirundo
daurica y avión roquero Ptyonoprogne rupestris,
se extienden de fnales de febrero a principios de
mayo (primavera) y de agosto a noviembre (fgura
3). El paso de abejarucos se concentra a fnales de
marzo y abril y entre mediados de agosto y media-
dos de septiembre. Los fringílidos, aláudidos, mo-
tacíllidos y emberízidos presentan un similar con
dos picos de migración en ambos pasos según se
trate de especies presaharianas o transaharianas: en
primavera se detecta un pico de febrero a mediados
de abril (jilgueros, pardillos, alondras, calandrias,
bisbitas comunes, escribanos soteños) y otro entre
mediados de marzo y fnales de abril (terreras, bis-
bitas arbóreos, lavanderas boyeras, escribanos hor-
telanos); en otoño se detecta un pequeño pico entre
agosto y mediados de octubre (terreras, lavanderas
boyeras, bisbitas arbóreos) y otro más acusado en
octubre y noviembre (jilgueros, alondras, bisbitas
comunes, pardillos, verdecillos, lavanderas blancas
y trigueros). El paso de columbiformes, protagoni-
zado por la tórtola común Streptopelia turtur, se
centra entre mediados de abril y fnales de mayo
(primavera) y entre septiembre y mediados de oc-
tubre (otoño).
Bibliografía
Barros, D., Ríos, D. 2002. Guía de Aves del Estre-
cho de Gibraltar. Parque Natural de Los Alcor-
nocales y Comarca de La Janda. Orni Tour, s.l.
Cádiz, España.
Finlayson, C. 1992. Birds of the Strait of Gibraltar.
T & A.D. Poyser, London, UK.
Hilgerloh, G. 1989. Autumn migration of trans-
saharan migrating passerines in the Straits of
Gibraltar. The Auk 106: 233-239.
Hilgerloh, G. 1991. Spring migration of passerine
trans-saharan migrants across the Strait of Gi-
braltar. Ardea 79: 57-62.
Newton, I. 2008. The migration ecology of birds.
Academic Press.
Nisbet, I.C.T.; Evans, P.R., Feeny, P.P. 1961. Mi-
gration from Morocco into southwest Spain in
relation to weather. Ibis 103: 349-372.
Tellería, J.L. 1981. La migración de las aves por
el Estrecho de Gibraltar. Vol. 2. Aves No Pla-
neadoras. Universidad Complutense, Madrid,
España.
Agradecimientos
La información presentada forma parte de los re-
sultados del Programa Migres de la Consejería de
Medio Ambiente de la Junta de Andalucía. El equi-
po de trabajo de la Fundación Migres quiere expre-
sar su más sincero agradecimiento a todas aquellas
personas e instituciones que han participado y ayu-
dado en la elaboración de este estudio y en especial
72
Onrubia, Arroyo, Barrios, Muñoz, De La Cruz, Ramírez, González, Cuenca
Migres 1, 65-72
a nuestros compañer@s: Carlos Torralvo, Blanca
Pérez, Vanesa García, Rafael Benjumea, Javier
Elorriaga, María León, Verónica Cortés, Francisco
Zufaur, Miguel Carrero, Valme Barroso, Soledad
Hidalgo y Mercedes Alarcón, así como a todos los
voluntarios que han colaborado en la recogida de
datos.
73
Invernada de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 73-80
Características de la invernada de una población de escri-
bano palustre en el Estrecho de Gibraltar (sur de España)
Miguel GONZÁLEZ, Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Se analizan los datos de captura, biometría, relación de sexos y condición
física de 492 escribanos palustres Emberiza schoeniclus anillados en el
otoño-invierno de los años 2007 y 2008 en varias tablas de arroz abandon-
adas para el cultivo desde 2006 en la antigua laguna de la Janda, Cádiz,
Sur de España. Se describe el marcado dimorfsmo sexual que muestra
la biometría de las aves capturadas en la zona. La condición física, cal-
culada en base al análisis de regresión entre peso y longitud máxima del
ala, muestra el patrón diferencial de migración y sedimentación para la
invernada entre sexos. Las aves llegan con los índices más bajos en Oc-
tubre progresando hasta alcanzar los valores más altos en Febrero. Los
ratios hembra-macho varían durante el período de análisis, siendo más
bajos tanto al principio como al fnal, llegándose a índices 4:1 durante el
período central de la invernada. Confrmando que los machos llegan antes
y se marchan antes que las hembras, en valores totales el dormidero es
usado mayoritariamente por hembras. Se sugiere que la progresión hacia
el sur en los territorios de invernada acentúa el desequilibrio entre sexos.
Este dormidero se encuentra muy cerca del límite meridional de las zonas
de invernada de los escribanos palustres europeos. Se analizan las recu-
peraciones históricas de aves anilladas en Cádiz y controladas fuera de la
provincia, así como las recuperaciones realizadas en Cádiz de aves anil-
ladas fuera de la provincia.
Abstract
We analysed the data related to captures, biometrics, and the relation-
ship between sexes and physical condition of 492 Reed Buntings Em-
beriza schoeniclus ringed in during the autumn-winter seasons of 2007
and 2008, in several rice tables not cultivated since 2006 in La Janda
lagoon (Cádiz, south of Spain). It has been described the marked sexual
dimorphism shown by the biometrics of the captured birds in the area. The
physical condition, which has been calculated in relation to the regression
analysis between the weight and the maximum lenght of the wing, shows
the differential pattern of migration and sedimentation between the sexes
during their wintering. The birds arrive with the lowest rates in October,
improving their condition until they reach their highest rates in Febru-
ary. The ratio male-female varies during the analysed period, fnding the
lowest rates at the beginning as well as in the end, and reaching 4:1 rates
Palabras clave
biometría; dimorfsmo; Em-
beriza schoeniclus; inverna-
da; migración diferencial.
Keywords
biometrics; differential mi-
gration; dimorphism; Reed
Bunting; wintering.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(mgonzalez@fundacionmi-
gres.org)
74
González, Onrubia, Ramírez
Migres 1, 73-80
Introducción
El escribano palustre Emberiza schoeniclus es una
especie con distribución paleártica (Cramp & Pe-
rrins, 1994), anillada en números elevados en la
península Ibérica (Frías et al., 2007). La mayoría
de los trabajos en España se dirigen al análisis de
las poblaciones locales reproductoras, catalogadas
como “En Peligro de Extinción” en el libro rojo
(Atienza & Copete, 2004) mientras que son pocos
los estudios que analizan la invernada de las es-
pecie en la península (véase no obstante Villarán,
2003; Chacón & Campderrós 1994). No existen
estimas sobre la cuantía de su invernada aunque
se ha observado un fuerte descenso en los últimos
diez años que podría ser superior al 30% (Atienza,
2004). Los patrones de migración del escribano pa-
lustre han sido descritos para Europa (Prys-Jones,
1984) y para España (Villarán, 1999). En este artí-
culo se estudia una población invernante de escri-
bano palustre en el extremo más meridional de la
Península Ibérica.
Método
El estudio se llevó a cabo en la antigua Laguna de
la Janda (UTM 30N 247918 E 4012843 N), en Ve-
jer de la Frontera (Cádiz, sur de España). Se trata
de una antigua laguna desecada en los años 60 para
el uso agrícola, en la que actualmente el cultivo
principal es el arroz y cuya extensión depende de
la disponibilidad anual de agua. De esta forma,
muchas de estas tablas se dejan sin cultivar y sin
tratamientos ftosanitarios por la previsible falta de
cupo de agua.
El método de estudio consistió en la captura
sistemática con redes-niebla y el marcaje mediante
anillas de los escribanos palustres de un dormidero
during the central period of their wintering. It has been confrmed that the
males arrive and leave before the females, so the roosting is mostly used
by females. We suggest that the progression to the south in the wintering
areas stresses the disparity between the sexes. This roosting is situated
close to the Southern border of the wintering areas of the European Reed
Buntings. It has been analysed the historical captures of birds ringed in
Cádiz and controlled out of the province as well as the captures made in
Cádiz of birds ringed out of the province.
establecido durante el otoño-invierno de los años
2007 y 2008 en varias de estas tablas sin cultivar.
Éstas llevaban sin ser laboreadas desde la tempo-
rada de 2006, encontrándose inundadas y con pre-
sencia de una cobertura vegetal natural formada
mayoritariamente por espadaña Typha sp.. El área
de captura se localizaba en los espigones de separa-
ción entre tablas inundadas, ocupando el dormide-
ro una superfcie aproximada de 10 has.
Las redes fueron ubicadas siempre en los mis-
mos lugares, colocándose una media de 86 metros
lineales por sesión de captura, estando abiertas dos
horas antes de anochecer y con un reclamo digital
del canto del escribano palustre funcionando en la
última hora. Con este protocolo se han realizado 15
jornadas de anillamiento repartidas regularmente
entre octubre de 2007 y febrero de 2008.
Para el análisis los datos se agruparon por
quincenas, quedando la segunda quincena de enero
sin muestreos debido a adversidad meteorológica.
De cada ave se tomaron datos sobre el sexo, edad
(Svensson, 1996; Jenni & Winkler, 1994; De la
Puente & Seoane, 2001), longitud del ala (por el
método de cuerda máxima, Svensson, 1996), acu-
mulación de grasa (escala de 9 clases de Kaiser,
1993), estado de la musculatura (escala de 0 a 3,
Pinilla, 2000) y peso.
A partir de estos datos se ha estimado la fenolo-
gía de la especie a partir del patrón de capturas en
el dormidero, calculando un índice de abundancia
expresado en número de aves capturadas por 100
metros de red para estandarizar el esfuerzo. Se ha
estimado la relación de sexos y edades a partir de
la relación encontrada machos/hembras y jóvenes/
adultos en los ejemplares capturados y se ha com-
parado la biometría de machos y hembras a lo largo
de la campaña. Se ha estimado un índice de estado
corporal a partir del residuo del peso, para lo cual
se han buscado correlaciones entre la longitud del
75
Invernada de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 73-80
ala (indicador directo del tamaño del ave) y el peso
(indicador del estado físico del ave), estimándose
luego mediante una regresión linear la relación
entre estos dos parámetros en aves sin grasa (ala
= 50,3685 + 1,38369*peso, R= 44,87, Coefciente
correlación= 0,67). La relación entre los pesos rea-
les y los esperados obtenidos mediante estas ecua-
ciones han permitido estimar el estado físico del
ave (Gosler et al., 1998; Villarán, 2000).
Finalmente se ha consultado la base de datos de
recuperaciones de aves anilladas de la Ofcina de
Especies Migratorias del Ministerio de Medio Am-
biente para ver la posible procedencia de las aves
que frecuentan la zona de estudio.
Resultados
Índices de captura, ratio por sexos y
edades
Se han capturado un total de 492 escribanos pa-
lustres, de los cuales 462 son anillamientos, 18
autocontroles, 8 controles de anillas con remite
ICONA-Madrid y 4 controles extranjeros. El pico
máximo de capturas se produce en la primera quin-
cena de noviembre, pasando a valores medios a lo
largo del invierno y apareciendo los valores míni-
mos a partir de febrero (ver fgura 1). Del total de
capturas el 87,4% de las aves pudieron ser sexadas,
siendo las hembras más capturadas (62,6%) que los
machos (24,8%). Las hembras son más abundantes
a lo largo de todo el período de estudio, con pro-
porciones máximas de 4 hembras por cada macho
(fgura 2). El porcentaje más alto de machos se da
al inicio del invierno, en la primera quincena de no-
viembre, donde se alcanza casi un 40% de machos
con respecto al total de capturas.
Del total de capturas el 97% de las aves pu-
dieron ser datadas. Los jóvenes (edades euring 3
y 5) son capturados más frecuentemente (73,9%)
que los adultos (edades euring 4 y 6) (23,01%). Los
adultos son más abundantes en la segunda quince-
na de octubre, mientras que los jóvenes lo son a lo
largo del resto del período, con proporciones máxi-
mas de 9 jóvenes por cada adulto (fgura 3).
Con relación a los sexos, existe una mayor pro-
porción de machos adultos al principio del estudio,
disminuyendo a proporciones menores en plena
invernada con un pequeño repunte en febrero. Con
relación a las hembras el porcentaje es siempre ma-
yor de las jóvenes con respecto a las adultas, con
ratios 9-1 y 8-2 en la invernada. En el inicio y el f-
nal del seguimiento se denota un mayor porcentaje
de individuos adultos.
Medida del ala, peso y condición física
Las medias de la cuerda máxima del ala muestran
diferencias signifcativas entre adultos y jóvenes
(F_=10,93; P<0,05), mayores en los primeros, así
como entre machos y hembras (F_=69,25; P<0,05),
Figura 1 Variación del índice de capturas (aves por 100 metros de red) a lo largo del
período de estudio.
Figure 1 Variation of capture rates (birds/100 metres of net) during the analysed period.
76
González, Onrubia, Ramírez
Migres 1, 73-80
mayores en los primeros. No se han encontrado di-
ferencias signifcativas de tamaño a lo largo del
invierno.
Con relación al peso las medias muestran di-
ferencias signifcativas entre machos y hembras
siendo los machos más pesados que las hembras.
Los escribanos palustres llegan en el mes de octu-
bre con muy poca carga de grasa, permaneciendo
así todo el invierno (fgura 4). La condición física
de los adultos es mejor que la de los jóvenes y la de
los machos mejor que la de las hembras (fgura 5),
siendo la diferencia en este último caso estadísti-
camente signifcativa (x
2
= 10,44, df=1, p<0,01). A
partir de enero las aves empiezan a acumular grasa
(fgura 4), los machos en mayor cantidad que las
hembras y los adultos más que los jóvenes.
Destino y procedencias de las aves del
dormidero
Existen 114 controles de escribanos palustres ani-
llados o recuperados en la provincia de Cádiz, de
los cuales 18 son controles externos de la provincia.
De estos controles 7 corresponden a aves anilladas
Figura 2 Porcentaje de hembras y machos a lo largo del período de estudio.
Figure 2 Percentage of males and females during the analysed period.
Figura 3 Porcentaje de jóvenes y adultos a lo largo del período de estudio.
Figure 3 Percentage evolution of youngs and adults during the analysed period.
77
Invernada de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 73-80
en sus áreas de cría en Centroeuropa (Alemania –2-
, república Checa –2-, Bélgica –1-, Francia –1-), y
norte de Europa (Suecia –1-). Cinco son controla-
das durante la migración post nupcial en Alemania
(1), Austria (1), Francia (1), Holanda (1) y España
(Madrid- 1). Otras 5 se relacionan con capturas en
época invernal en Francia (1) y península Ibérica
(Albacete, Málaga y Sevilla), incluyendo 3 contro-
ladas en dormideros invernales en el curso del mis-
mo invierno. Pendientes de tramitación quedan las
cuatro aves con remite extranjero capturadas du-
rante nuestro trabajo y dos aves capturadas (1 Infs
Ozzano Bo Italy y 1 Radolfzell Germania) en esa
misma temporada en otro dormidero de Escribanos
palustres en el Estrecho de Gibraltar.
Discusión
El área de estudio se encuentra en el límite sur de
distribución invernal de la especie. De hecho, esta
especie se considera un invernante escaso y muy
localizado en el norte de Marruecos (Thévenot et
al., 2003). La elevada proporción de hembras y jó-
venes en el dormidero apunta a la posibilidad de
una migración diferencial según edad y sexo, con
desplazamientos más lejanos de las hembras con
respecto a los machos y de los jóvenes con relación
a los adultos (veáse Newton, 2008 para una discu-
sión sobre esta circunstancia).
La biometría de los escribanos palustres ani-
llados en el dormidero del área de estudio muestra
Figura 4 Evolución de la carga de grasa a lo largo del período de estudio.
Figure 4 Evolution of fat levels during the analysed period.
Figura 5 Evolución del porcentaje de grasa según los sexos a lo largo del
ciclo de estudio.
Figure 5 Evolution of fat levels according to the sexes during the analysed
period.
78
González, Onrubia, Ramírez
Migres 1, 73-80
el marcado dimorfsmo sexual de la especie, sien-
do los machos más grandes que las hembras, con
alas más largas y mayor peso, de la misma manera
que se ha demostrado en otros estudios (Chacón
& Campderrós, 1994; Svensson, 1996; Villarán
& Parra, 2003). Sin embargo, en comparación con
otras áreas de España, los escribanos machos del
área de estudio son los más pequeños y de menor
peso (Chacón & Campderrós, 1994; Villarán &
Parra, 2003). Este aspecto puede estar relaciona-
do con la indicada elevada proporción de jóvenes
en esta zona, fruto de una migración diferencial
según edad, quedándose los adultos más al norte
como suele ser habitual en paseriformes europeos
(Pedroli & Gogel, 1972; Fennel & Stone, 1976;
Honza et al., 1993; Villarán, 1999; Newton, 2008).
Otra posibilidad es la presencia de aves de pequeño
tamaño de procedencias más meridionales (ibéri-
cas o francesas), menos capacitadas para soportar
una invernada en condiciones más duras del nor-
te (Newton, 2008). El análisis de recuperaciones
muestra que al extremo sur de la península llegan
aves de la subespecie schoeniclus, procedentes del
centro y norte de Europa (Villarán, 1999). La esca-
sa información disponible sobre la importancia de
ambos contingentes en la zona de invernada impide
valorar adecuadamente esta posibilidad.
La dominancia de hembras en el dormidero
(hasta 4:1 en algunas quincenas) confrma el patrón
de migración descrito en la especie en el que se su-
giere la importancia de la península Ibérica como
lugar de invernada para las hembras, mientras que
en latitudes más norteñas se encuentran porcentajes
más elevados de machos en estas fechas (Villarán,
1989). En este caso las hembras del área de estudio
tienden a ser un poco más grandes que las estudia-
das en otros lugares de España (ver tabla 1). La do-
minancia de hembras jóvenes en el dormidero, de
menor tamaño que las adultas, invita a pensar que
estas proceden de latitudes más norteñas u orien-
tales, con mayor capacidad migratoria. En este
sentido las tres recuperaciones de aves con anilla
con remite extranjero realizadas durante el traba-
jo apuntan a que las aves recuperadas más grandes
proceden de más al norte y oeste que las pequeñas.
Las recapturas en el mismo invierno confrman
el uso de diferentes dormideros por parte de los es-
cribanos palustres, como ocurre en otras zonas de
España (Mezquida & Villarán, 2006).
Al igual que en otras zonas peninsulares se ob-
serva un patrón de migración diferencial (Villarán
& Parra, 2003), en el que los machos llegan y se
van antes que las hembras, estando por un periplo
de tiempo más corto que estas en los cuarteles de
invernada.
A la llegada se observan los porcentajes de grasa
más bajos, presumiblemente por estar en su última
etapa de la migración, siendo sólo 3 los Escribanos
palustres anillados en Europa y recuperados al sur de
nuestra ubicación; 1 ave anillada en Sevilla y recu-
perada en Algeria (Tellería, 1981), 1 ave anillada en
Alemania y otra en Suecia recuperadas en Marrue-
cos (Thévenot, 2003). La adquisición de porcentajes
más elevados de grasa se produce con anterioridad
por parte de los machos con respecto a las hembras,
y de los adultos con respecto a los jóvenes. Los pe-
sos máximos corresponden con el fnal del período
de estudio, justo antes de que las aves invernantes
comiencen la migración prenupcial.
Tabla 1 Biometría del escribano palustre en varias zonas de España (machos en la línea superior y
hembras en la inferior). Se muestra el valor medio, la desviación típica y el tamaño de muestra.
Table 1 Biometrics of the Reed bunting in several areas in Spain (males in the upper line and females in
the lower line). The mean value, standard deviation and sample size are shown.
79
Invernada de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 73-80
Agradecimientos
Agradecemos a los propietarios de la Finca Derra-
maderos el permitirnos la realización del estudio,
a los compañeros de la Fundación Migres, a los
Grupos de Anillamiento Cigüeña Negra, Milvus-
GOES y SEO-Málaga por su cobertura para los
anillamientos y a todos aquellos participantes en
las jornadas de campo. Un revisor anónimo aportó
mejoras al escrito original.
Bibliografía
Atienza, J.C. 2006. El Escribano palustre en Es-
paña. I censo Nacional (2005). Seo/Birdlife.
Madrid, España.
Atienza, J.C. 2004. Escribano Palustre Norteño
Emberiza schoeniclus schoeniclus. En: Madro-
ño, A., González, C. & Atienza, J.C. (eds.) Pp.
379-380. Libro Rojo de la Aves de España. Di-
rección General para la Biodiversidad- Socie-
dad Española de Ornitología. Madrid, España.
Atienza, J.C. 2005. Situación de las poblaciones re-
productoras de Escribano Palustre en España.
El Escribano Digital 52: 4-6.
Atienza, J.C., Copete, J.L. 2003. Escribano Palus-
tre, Emberiza schoeniclus. En: Martí, R. & del
Moral, J.C. (eds.) Pp. 604-605. Atlas de las
Aves de España. Dirección General de Conser-
vación de la Naturaleza-Sociedad Española de
Ornitología. Madrid, España.
Atienza, J.C., Copete, J.L. 2004. Escribano Palus-
tre Iberoriental Emberiza schoeniclus witherb-
yi. En: Madroño, A., González, C. & Atienza,
J.C. (eds.) Pp. 378-379. Libro Rojo de la Aves
de España. Dirección General para la Biodi-
versidad- Sociedad Española de Ornitología.
Madrid, España.
Atienza, J.C., Copete, J.L., Piñeiro, X., Martínez,
E., Torralvo, C. 2003. El Escribano Palustre,
en peligro de extinción en España. La Garcilla
117: 14-17.
Chacón, G., Campderrós, J. 1994. Dimorfsmo sexual
del Escribano Palustre (Emberiza schoeniclus)
en poblaciones invernantes en el Delta del Llo-
bregat (Barcelona). En: IX Encuentros de anilla-
dores Pp. 73-74. Junta de Andalucía. Consejería
de Medio Ambiente, Sevilla, España.
Collette, P. 1972 Contribution a l´etude de la mi-
gration prenuptiale du Bruant des roseaux (Em-
beriza schoeniclus). Aves 9 226-240.
Copete, J.L, Mariné, R., Bigas, D., Martinez-Vilal-
ta, A. 1999. Differences in wing shape between
sedentary and migratory Reed Buntings Embe-
riza schoeniclus. Bird Study 46: 100- 103.
Cramp, S., Perrins, C.M. 1994 The birds of the
Western Paleartic. Vol VII. Oxford University
Press, Oxford. UK.
Fennel, F.M., Stone, D.A. 1976. A winter roosting
population of Reed Buntings in Central En-
gland. Ringing & Migration 1: 108-114.
Frías, O., Serradilla, A.I., Escudero, E. 2007. Infor-
me de actividades de la central de anillamiento
de aves ICONA. Año 2006. Ecología 21: 209-
301.
Gosler, A.G., Greenwood, J.J.D., Baker, J.K., Da-
vidson, N.C. 1998. The feld determination of
body size and condition in passerines: a report
to the British Ringing Committee. Bird Study
45: 92-103.
Honza, M., Literák, I., Petro, R. 1993. Postbreeding
occurrence of the Reed Bunting (Emberiza
schoeniclus) in the upper reaches of the Odra
River and its migration to the Paduan Lowland.
Ornis Hungarica 4: 49-55.
Jenni, L., Winkler, R. 1994. Moult and Ageing of
European Passerines. Academic Press. Lon-
don, UK.
Kaiser, A. 1993. A new multi-category classifca-
tion of subcutaneous fat deposits of songbirds.
Journal Field Ornithology 64: 246-255.
Martí, R., Del Moral, J.C. 2003. Atlas de las Aves
Reproductoras de España. Dirección General
de Conservación de la Naturaleza-Sociedad
Española de Ornitología. Madrid, España.
Mezquida, E., Villarán, A. 2006. Abundance varia-
tions, survival and site fdelity of Reed Bun-
tings Emberiza schoeniclus wintering in cen-
tral Spain. Ornis Fennica 83: 11-19.
Newton, I. 2008. The Migration Ecology of Birds.
Academic Press, London, UK.
Pedroli, J.C., Gogel, R. 1972. Etude simultanée
de la migration printanière Dans 18 camps
de baguement. Premiers résults de l´opération
bruants 1972. Nos Oiseaux 31: 252-267.
Pinilla, J. 2000. Manual para el anillamiento cien-
tífco de aves. Ministerio de Medio Ambiente,
Madrid, España.
80
González, Onrubia, Ramírez
Migres 1, 73-80
Prys-Jones, R.P. 1984. Migration patterns of the
Reed Bunting, Emberiza schoeniclus schoeni-
clus, and the dependence of wintering distribu-
tion on environmental conditions. Le Garfaut
74: 15-37.
Schmitz, P., Steiner, F. 2006. Autumn migration of
Reed Buntings Emberiza schoeniclus in Swit-
zerland. Ringing & Migration 23: 33-38.
Svensson, L. 1996. Guía para la identifcación de
los paseriformes europeos. Sociedad Española
de Ornitología. Madrid, España.
Telleria, J.L. 1981. La Migración de las Aves en
el Estrecho de Gibraltar (Vol. II: Aves no Pla-
neadoras). Universidad Complutense, Madrid,
España.
Thévenot, M., Vernon, J.D.R., Bergier, P. 2003. The
Birds of Morocco. British Ornithologist Union
Checklist Series: 20.
Villarán, A. 1999. Migración e invernada del Escri-
bano Palustre (Emberiza schoeniclus) en Espa-
ña. Ardeola 46:71-80.
Villarán, A. 2000. Biometría, fenología y razón de
sexos del Ruiseñor Bastardo en carrizales del
Valle del Tajo (España central). Butlletí Grup
Catalá de Ornitología 17: 1-9.
Villarán, A., Pascual-Parra, J. 2003. Biometrics,
sex ratio and migration periods of Reed Bun-
ting Emberiza schoeniclus wintering in the
Tajo Basín. Spain. Ringing & Migration 21:
222-226.
PROGRAMA MIGRES
Programa MIGRES 83
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar:
resultados del Programa Migres 2008
MIGRES Revista de Ecología
P
R
O
G
R
A
M
A

M
I
G
R
E
S
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de
Gibraltar: resultados del Programa Migres 2008
Programa MIGRES
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
El Programa Migres es un proyecto de la Consejería de Medio Ambiente
de la Junta de Andalucía, cuyo objetivo general es el seguimiento cientí-
fco a largo plazo de los patrones migratorios de las aves en el Estrecho
de Gibraltar. Este seguimiento debe permitir detectar 1) cambios en las
poblaciones migratorias que puedan estar relacionados con las tendencias
de estas especies a nivel global, como indicadores de su estado de con-
servación; 2) cambios en los comportamientos migratorios de las espe-
cies. Cómo fn último, se pretende desvelar el signifcado biológico de
dichos cambios en relación con el escenario actual de cambio global. Este
proyecto pretende, además, difundir la importancia del fenómeno de la
migración de aves en el Estrecho de Gibraltar como un recurso que favo-
rezca el desarrollo sostenible.
Los trabajos se desarrollan desde 1997 para el seguimiento otoñal de
aves planeadoras y desde 2002 para el seguimiento de aves marinas. Desde
junio de 2006 la Fundación Migres coordina el programa y, además, trabaja
para ampliar el estudio de la migración de aves planeadoras al periodo pri-
maveral y en el diseño del seguimiento de la migración de pequeñas aves.
Desde el punto de vista metodológico el proyecto se basa en la real-
ización de conteos sistemáticos en los que se utilizan protocolos estanda-
rizados que ofrecen resultados comparables año tras año. El diseño de los
conteos está orientado a la obtención de índices anuales de abundancia
para cada especie, pero no para obtener cifras totales de individuos cru-
zando el Estrecho.
El protocolo de “seguimiento de esfuerzo constante”, tiene como f-
nalidad ajustar el esfuerzo y controlar la toma de datos, y lo hace de la
siguiente manera: 1) la temporada de conteo abarca al menos el 95% del
periodo anual de migración, 2) el horario de seguimiento abarca al menos
el 95% del periodo diario de paso, 3) el número de observadores por puesto
y el número de puestos utilizados está regulado dentro de cada periodo mi-
gratorio y para cada grupo de especies, 4) los observatorios son fjos dentro
de cada periodo migratorio y para cada grupo de especies, 5) cada observa-
torio trabaja de modo independiente, de manera que la muestra obtenida
en cada uno de ellos no está infuenciada por la presencia de los otros ob-
servatorios y la información que recogen los observadores no debe estar
infuida por los criterios personales de éstos. Los datos son el refejo de un
suceso claro, que no debe admitir posibles interpretaciones. Es importante
señalar que cada observatorio obtiene una muestra independiente de datos
Palabras clave
aves marinas; aves planea-
doras; Estrecho de Gibraltar;
Programa Migres; rapaces;
seguimiento a largo plazo.
Keywords
long-term monitoring; Migres
Program; raptors; seabirds;
soaring migration; Strait of
Gibraltar.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(info@fundacionmigres.org)
83 Migres 1, 83-101
84
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
objetivos. A partir de los resultados de estos conteos, se construyen índices
anuales que serán comparados en series largas de años.
En este artículo se presentan los resultados de los trabajos realizados
durante 2008, correspondientes a la migración otoñal de aves planeadoras
(julio-octubre 2008) y a las campañas de seguimiento de aves marinas
(seguimiento del ciclo anual, seguimiento intensivo de la migración otoñal
de aves marinas y seguimiento de la migración postnupcial de la pardela
balear).
Abstract
The Migres Program is a project, whose key objective is the long-term scien-
tifc monitoring of the migratory patterns of birds in the Strait of Gibraltar.
This project is fnanced by the Regional Government of Andalucía and co-
ordinated by the Migres Foundation. The general objectives of the program
are 1) to detect long-term population trends of several groups of birds, both
in Spain and in the rest of Western Europe, by obtaining population indexes
of species during migration, 2) to detect changes on the migratory patterns
of birds when passing through the Straits of Gibraltar (phenology, migra-
tory strategies, etc.). These objectives make sense particularly into the cur-
rent scenario of global change. Complementarily, the Migres Program aims
to spread the value of bird migration as a resource for local development.
The methodological procedures are designed to obtain annual abun-
dance indexes for the most representative species. These indexes are cre-
ated on the basis of a sample of all birds passing the Straits of Gibraltar
during their migration. Thus, the counts are not designed to obtain a total
number of birds crossing the Straits.
The monitoring scheme is based on systematic counts in which stand-
ardized protocol are used. The results obtained are therefore comparable
year on year. The monitoring protocol, called “Constant-effort monitor-
ing”, demands that: 1) the count period must comprise at least a 95% of
the annual period of the migration of the target species 2) the monitoring
schedule must cover at least a 95% of the daily crossing period, 3) the
number of observers per lookout and the number of lookouts used are
regulated for each migratory period and for each group of species, 3)
the lookouts are set for each migratory period and each group of species,
4) each lookout works independently from the others, obtaining an inde-
pendent sample of the birds’ crossing, 5) the information collected by the
observers must not be infuenced by their personal criteria, 6) the counts
are carried out by a group of volunteers organized and supervized at all
times by expert ornithologists members of the technical team of Migres
Foundation. In this way, each observatory gets an independent sample
with objective data, which allows creating the annual abundance indexes
in long term year series.
In this paper the results of the counts made during 2008 are present-
ed, including the monitoring of the autumn migration of soaring birds
(July-October 2008) and the schemes of seabirds migration (annual cy-
cle, autumn migration monitoring and post-nuptial migration of Balearic
Shearwaters).
85
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Desde un principio la intención de la Conse-
jería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía
fue poner en marcha un proyecto a largo plazo.
Para ello se priorizó que los diseños contemplaran
protocolos metodológicos que aseguraran la con-
sistencia de los datos durante series largas de años.
Así, el seguimiento de cada grupo de aves tiene un
protocolo metodológico que optimiza los esfuerzos
atendiendo a las características físicas y de com-
portamiento de las especies. Estos protocolos pro-
ducen datos que debidamente analizados permiten
obtener índices que nos informan sobre aspectos
como la evolución de las poblaciones, cambios en
los patrones migratorios o la infuencia del cambio
Figura 1 Localización de los observatorios de referencia para el seguimiento de la migra-
ción postnupcial de aves planeadoras en el Programa Migres.
Figure 1 Location of the reference observatories for the monitoring of the post-breeding
migration of soaring birds in the Migres Program.
¿Qué es el Programa Migres?
El Programa Migres constituye uno de los mayores
esfuerzos sostenidos de seguimiento de aves migra-
torias que se realiza en Europa. Desde 1997, año en
el que la Consejería de Medio Ambiente de la Junta
de Andalucía lanza este proyecto, el Programa Mi-
gres ha trabajado intensamente con el doble obje-
tivo de difundir entre la sociedad la importancia y
la dimensión del fenómeno de la migración de aves
en el Estrecho de Gibraltar y de obtener informa-
ción biológica relevante sobre dicho fenómeno.
Durante estos años de trabajo la Consejería
de Medio Ambiente ha contado con el apoyo y
colaboración científca y técnica de distintas in-
stituciones; la Sociedad Española de Ornitología
(SEO/BirdLife) diseñó entre 1997 y 2001 el seg-
uimiento otoñal de aves planeadoras, y la Universi-
dad de Cádiz hizo lo propio con el seguimiento de
aves marinas durante 2002 y 2003. Desde fnales
de 2003 la Fundación Migres se involucra en los
proyectos de seguimiento, y desde junio de 2006
la Fundación coordina el programa, trabajando
además en ampliar el estudio de la migración de
aves planeadoras al periodo primaveral, y en el dis-
eño del seguimiento de la migración de pequeñas
aves (paseriformes y afnes).
86
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
En el caso de las aves más pequeñas (Paseri-
formes y otros órdenes afnes), existen notables
evidencias de que el Estrecho de Gibraltar recibe
importantes concentraciones de migrantes durante
ambos pasos, especialmente de aquellas especies de
migración diurna (p. ej. abejarucos, hirundínidos,
fringílidos). La migración nocturna de las aves per-
tenecientes a este grupo ocurre en un frente amplio,
y consecuentemente no depende de aquellas áreas
terrestres más cercanas entre los continentes para el
cruce, como ocurre con las aves planeadoras.
Esta relevancia del Estrecho de Gibraltar para
las migraciones de aves lo ha convertido en una de
las zonas de la península Ibérica con mayor tradi-
ción ornitológica. Fiel refejo de ello es el notable
bagaje de información disponible en forma de li-
bros, artículos y notas que existen publicadas en la
actualidad. El primer estudio exhaustivo sobre el
Estrecho se debe a H.L. Irby quien en 1875 publi-
có su primera edición de “Ornithology of the Strait
of Gibraltar”. Desde entonces se han sucedido no-
tables contribuciones procedentes tanto del lado
marroquí como del lado ibérico, destacando por
su profundidad y rigor los trabajos pioneros sobre
aves planeadoras de Bernis (1980) y sobre aves no
planeadoras de Tellería (1981), continuados con
revisiones posteriores de carácter general (caso de
Finlayson, 1992) o monográfcos (caso de Fernán-
dez-Cruz, 2005). Cabe señalar también los trabajos
sobre la migración primaveral de aves planeadoras
publicados por Evans y Lathbury (1973) o el más
el reciente artículo publicado por Bensusan et al.
(2007), en el que se recogen datos de más de treinta
años de seguimiento de rapaces a través de la Bahía
de Algeciras y Gibraltar. En el campo de la migra-
ción de las aves marinas, destacar los trabajos desa-
rrollados por científcos gibraltareños (Finlayson y
Cortes, 1984; Finlayson, 1992) y españoles (Telle-
ría, 1980), así como los estudios de Hashmi (1993;
1996; 2000). En cuanto a la migración de paserifor-
mes y ordenes afnes, señalar los estudios mediante
radar en la migración otoñal (Hilgerloh, 1989) y en
la migración primaveral (Hilgerloh, 1991), además
del trabajo de Nisbet et al. (1961). Otras obras de
carácter más divulgativo aunque no exentas de rigor
son los trabajos de Barros y Ríos (2002) o Barrios
(2007).
climático en el comportamiento migratorio de las
especies estudiadas.
Por otra parte, y con el objetivo de hacer que el
Programa Migres fuera lo más participativo posi-
ble, se decidió dar pie a la colaboración activa de la
sociedad a través de la participación de voluntari-
ado, y puede afrmarse que hoy en día el Programa
Migres es uno de los proyectos de participación
ciudadana relacionados con avifauna más consoli-
dados del territorio español.
La importancia del Estrecho para la
migración de aves
El Estrecho de Gibraltar está ampliamente recono-
cido como uno de los puntos fundamentales en el
mundo para la migración de las aves. Estratégica-
mente situado en el extremo sur de Europa, es el
principal punto de conexión en la vía migratoria del
Paleártico Occidental entre los continentes europeo
y africano. Esta situación geográfca, unida al efecto
de los intensos vientos predominantes del este (le-
vante) y del oeste (poniente) hacen del Estrecho de
Gibraltar uno de los “cuellos de botella” más impor-
tantes para la migración en el Mediterráneo, siendo
paso obligado para millones de aves terrestres en
sus desplazamientos migratorios anuales. Particu-
larmente relevante es la migración masiva de aves
planeadoras (principalmente rapaces y cigüeñas),
cuyo comportamiento de vuelo aprovechando las
corrientes térmicas ascendentes que se forman sobre
la superfcie terrestre para desplazarse con el míni-
mo esfuerzo, evita el cruce de grandes superfcies
de mar, donde estas corrientes no se producen. Para
estas aves, el Estrecho de Gibraltar constituye un
paso obligado y un punto de concentración anual.
Por otra parte, el Estrecho de Gibraltar cons-
tituye también una de las zonas más importantes
de Europa para la migración de las aves marinas
y costeras, especialmente para aquellas que crían
o invernan en el Mediterráneo. Este canal de sólo
14 Km. es la única conexión natural entre el Mar
Mediterráneo y el Océano Atlántico. Dado que es-
tas especies realizan la totalidad de sus desplaza-
mientos por el mar, los efectivos que se concentran
en el Estrecho abarcan la práctica totalidad de las
poblaciones migratorias entre el Atlántico y el Me-
diterráneo (Tellería 1981).
87
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Objetivos generales
En este contexto, el objetivo general del Progra-
ma Migres es el seguimiento a largo plazo de los
patrones migratorios de las aves en el Estrecho de
Gibraltar. Este seguimiento debe permitir detectar:
- Cambios en las poblaciones migratorias que
puedan estar relacionados con las tendencias
de estas especies a nivel global, como indi-
cadores de su estado de conservación.
- Cambios en los comportamientos migrato-
rios de las especies.
- Cómo fn último, se pretende desvelar el
signifcado biológico de dichos cambios en
relación con el escenario actual de cambio
global.
Actualmente están en marcha los programas de
seguimiento de la migración postnucial de aves pla-
neadoras (con datos comparables desde 1999) y de
la migración anual de aves marinas (desde 2002),
cuyos resultados correspondientes a las campañas
del año 2008 se muestran en el presente artículo.
Por otra parte, la Consejería de Medio Ambiente
de la Junta de Andalucía ha puesto en marcha los
diseños del seguimiento de la migración de pe-
queños migrantes (Migres Paseriformes), y de la
migración primaveral de aves planeadoras, ambos
programas llevados a cabo por el equipo técnico
de la Fundación Migres. En cuanto al primero,
los trabajos del programa Migres Paseriformes se
han centrado en la prueba de distintos métodos de
censo y en el diseño del protocolo de seguimiento
con los métodos más adecuados. La complejidad y
difcultad que presenta el estudio de la migración
de este variado grupo de aves (especies de pequeño
tamaño y difícil detección, problemas de identifca-
ción, importancia de la migración nocturna, etc.) ha
obligado a la combinación de distintas metodolo-
gías de censo destinadas bien al registro de aves en
migración activa, o bien al censo de aves sedimen-
tadas. Para el estudio de la “migración visible” se
estableció un protocolo de toma de datos de peque-
ños y medianos migrantes mediante puntos fjos de
observación, diurnos (“observatorios”) y nocturnos
(“observación del disco lunar”), combinados con
registros esporádicos de rádar. Para el estudio de
las aves sedimentadas se han realizado censos se-
manales mediante estaciones de escucha y captura
y marcaje de aves en tres estaciones de anillamiento
de esfuerzo constante. Un resumen de los principa-
les resultados de esta fase de diseño, referidos a la
migración diurna visible, se muestran en un artículo
previo (ver Onrubia et al., este volumen).
En cuanto al diseño del seguimiento de la mi-
gración prenupcial de aves planeadoras, actualmen-
te se está trabajando en defnir el esquema óptimo
de seguimiento, cuyos trabajos se concluirán a lo
largo de la temporada de 2009.
Fundamentos metodológicos
generales
El seguimiento de la migración de aves en el Estre-
cho de Gibraltar se basa en conteos sistemáticos en
los que se utilizan protocolos estandarizados. Los
resultados obtenidos son, por tanto, comparables
año tras año, gracias al control del esfuerzo de con-
teo y a la toma de datos objetivos, lo que permite
obtener indicadores de la evolución de las poblacio-
nes migratorias en el Estrecho y detectar tendencias
en los patrones de migración.
El diseño de los conteos está orientado a la ob-
tención de índices anuales de abundancia para cada
especie. Estos índices se construyen sobre la base
de una muestra del total de aves que cruzan el Es-
trecho de Gibraltar durante las migraciones.
De manera general, los conteos no están dise-
ñados para obtener cifras totales de individuos que
cruzan el Estrecho, objetivo difícilmente alcanzable
desde el punto de vista metodológico. Sin embargo,
el tratamiento posterior de los datos podría permi-
tir obtener estimaciones aproximadas para algunas
especies.
Protocolo general de trabajo
El protocolo de trabajo, que denominamos “segui-
miento de esfuerzo constante”, tiene como fnalidad
ajustar el esfuerzo (número de días y horario de
observación, número de observadores por puesto y
número de puestos) y controlar la toma de datos (re-
gula los puestos y defne los datos que se recogen).
Esfuerzo
- La temporada de conteo debe abarcar la ma-
yor parte (al menos el 95%) del periodo anual
de migración de las especies estudiadas.
88
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
- El horario de seguimiento debe abarcar al
menos el 95% del periodo diario de paso.
- El número de observadores por puesto y el
número de puestos utilizados está regulado
dentro de cada periodo migratorio y para
cada grupo de especies.
Toma de datos
- Los observatorios son fjos dentro de cada
periodo migratorio y para cada grupo de es-
pecies.
- Cada observatorio trabaja de modo indepen-
diente, de modo que la muestra obtenida en
cada uno de ellos no está infuenciada por la
presencia de los otros observatorios.
- La información que recogen los observado-
res no debe estar infuida por los criterios
personales de éstos. Los datos son el refejo
de un suceso claro, que no debe admitir posi-
bles interpretaciones.
De esta forma, cada observatorio obtiene una
muestra independiente de datos objetivos. Con es-
tos datos se construyen los índices de abundancia
anuales. Estos índices de abundancia han de ser
consistentes y estadísticamente robustos, lo que
permitirá su comparación en series largas de años.
Seguimiento de la migración post-
nupcial de aves planeadoras
El seguimiento de la migración postnupcial de aves
planeadoras en el Estrecho de Gibraltar se basa en
los conteos sistemáticos de rapaces y cigüeñas en
migración. El protocolo de “seguimiento de esfuer-
zo constante” consiste en censar diariamente du-
rante un periodo estandarizado (25 de julio – 10
de octubre) desde unos observatorios de referencia
todas las aves planeadoras en migración. Los ob-
servatorios de referencia y los esquemas de segui-
miento se muestran en la tabla 1 y la fgura 1.
Trabajo de campo
Los conteos son llevados a cabo por grupos de 3
voluntarios por observatorio, organizados y super-
visados por ornitólogos expertos del equipo técnico
del Programa Migres. Los voluntarios se organizan
repartiendo el cielo en sectores defnidos, de ma-
nera que cubran la totalidad del campo de visión.
Regularmente, cada voluntario realiza un barrido
de su sector de cielo, ayudado por unos prismáti-
cos, para detectar las aves o bandos visibles desde
el observatorio. Una vez detectados los bandos o
aves individuales, se procede a su conteo e identif-
cación, contando siempre individuo a individuo, o
en caso de bandos muy numerosos (ap. >500 aves),
en grupos de 5 ó 10 individuos, evitando siempre
realizar estimaciones menos precisas del tamaño
de los bandos. El telescopio sólo se emplea para la
identifcación de especies dudosas. El coordinador
del puesto supervisa y confrma las identifcaciones
y los conteos de los voluntarios.
La información se recoge en agendas electró-
nicas personales (PDA) y en las fchas preparadas
con este fn. Esto agiliza el procesado y la actuali-
zación de los resultados de los conteos diarios. Los
datos fundamentales recogidos son: fecha, hora,
especie, número de aves, dirección de procedencia
y dirección de destino. En los observatorios de Trá-
fco y Cazalla, localizados en el sector más costero,
se indica además aquellas aves o bandos que se ob-
servan iniciando el cruce del Estrecho, esto es, se
pierdan de vista cruzando hacia África (ver tabla
1). Cuando es posible se identifca el sexo y la edad
de los individuos.
En algunos días con condiciones particulares
las circunstancias de conteo son especialmente di-
fíciles, bien porque el afujo de aves que se acercan
a la costa para cruzar es tal que se hace muy difícil
controlarlas a todas, o bien porque el comporta-
miento de esos días hace que muchas aves no se
decidan a cruzar y realicen movimientos de circui-
taje que son difíciles de controlar. En estas circuns-
tancias los observadores se organizan de forma que
se asegure al menos la recolección de aquellos da-
tos que contengan la información fundamental, con
especial atención a los aspectos prioritarios en cada
puesto (ver tabla 1).
Índices utilizados
La fnalidad de los conteos es la obtención de índices
de abundancia para cada especie. Estos índices de-
ben ser objetivos y representativos, independientes
para cada observatorio. El objetivo no es conocer la
cifra global exacta de aves de cada especie que atra-
viesan el Estrecho. Por el contrario, la obtención de
estos índices, a partir de métodos optimizados y re-
89
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
petitivos a lo largo de los años, debe permitirnos co-
nocer las tendencias de estas poblaciones y sus pa-
trones migratorios. Estos índices poblacionales por
lo tanto son indicadores de los fujos migratorios de
aves planeadoras en el Estrecho y su uso minimiza
los posibles sesgos introducidos por la subjetividad
del observador o por la replicación de los conteos.
Los índices que empleamos son:
- Nº de aves volando al sur.- se considera el nú-
mero de aves contabilizadas que vuelan con
alguna componente sur (S, SE o SW) en cada
observatorio, con un vuelo dirigido caracte-
rístico de un comportamiento migratorio.
- Nº de aves en cruce.- este índice refeja el
número de aves que inician el cruce desde
la costa española, es decir, aquellas aves que
volando con componente sur y un compor-
tamiento claramente migratorio, se lanzan a
cruzar el Estrecho y se siguen con el telesco-
pio hasta perderlas de vista.
Resultados de la campaña 2008
Durante la campaña 2008 del seguimiento de pla-
neadoras otoñal se han realizado un total de 79 jor-
nadas de trabajo, repartidas entre el 24 de julio y el
10 de octubre.
En este período se han contado desde nuestros
observatorios casi 600.000 aves volando al sur de
32 especies distintas (Algarrobo 98.460, Cazalla
187.327, Tráfco 178.268 y Facinas 129.250; tabla
2). Del total de ellas, casi el 90% de las observacio-
nes pertenecen a 3 especies: el milano negro Milvus
migrans (32%), la cigüeña blanca Ciconia ciconia
(28%) y el abejero europeo Pernis apivorus (23%).
Otras especies también se cuentan en número muy
abundante, como son el aguililla calzada Hieraaetus
pennatus, la culebrera europea Circaetus gallicus,
la cigüeña negra Ciconia nigra, el alimoche común
Neophron percnopterus y el gavilán común Acci-
piter nisus, superando en todos los casos los 1.000
avistamientos de aves volando con componente sur.
Por otro lado, se censaron 236.014 aves ini-
ciando el cruce, 104.706 desde el observatorio de
Cazalla y 131.308 desde Tráfco (tabla 3). La com-
posición de especies fue muy similar a la señalada
para las aves al sur.
Fenología de las principales especies
La fenología de paso de las diferentes especies que
cruzan el Estrecho nos muestra una sucesión de
grupos de aves a lo largo de la temporada. Durante
las primeras semanas son dos especies las que do-
minan el panorama migratorio, el milano negro y
la cigüeña blanca. Otras especies muestran un paso
muy concentrado en pocas semanas como el abeje-
ro europeo en la última semana de agosto y primera
de septiembre, o el alimoche en la segunda semana
de septiembre. Para fnalizar la temporada, la cule-
brera europea, el aguililla calzada, la cigüeña negra
y el gavilán común muestran un paso migratorio
más tardío, que se extiende desde el mes de sep-
tiembre hasta mediados de octubre (fgura 2).
Tabla 1 Observatorios de referencia en el Estrecho de Gibraltar, grupo de aves a contabilizar, periodo de
censo, horario de conteo e información prioritaria a recoger en cada uno de ellos.
Tabla 1 Reference observatories in the Strait of Gibraltar, groups of birds, counts periods, time schedule and
key information to be collected in any observatory.
90
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
Tabla 2 Aves observadas volando al sur (S, SE, y SW) en los distintos observatorios du-
rante la campaña de 2008.
Tabla 2 Birds fying south (S, SE or SW) in the different observatories along the campaing
of 2008.
91
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Figura 2 Patrones fenológicos de las principales especies de aves planeadoras en su migración postnupcial
por el Estrecho de Gibraltar.
Figure 2 Phenology patterns of the main species of soaring birds in the post-breeding migration in the Strait
of Gibraltar.
milano negro
cigüeña blanca
cigüeña negra
culebrera europea
alimoche común
abejero europeo
gavilán común
aguililla calzada
92
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
que comprende las 9:00-13:00 UTC, teniendo su
pico de actividad entorno a las 10:00. Respecto a
las aves que inician el cruce vemos un patrón muy
similar. Cabe resaltar que los cruces, inexistentes
en las primeras horas de la mañana, van aumentan-
do paulatinamente a lo largo del día para tener dos
picos diarios, uno de mayor intensidad a las 10:00
y otro segundo de algo menos intensidad en el pe-
ríodo que comprende de 12:00 a13:00.
Evolución de las principales especies
Los resultados obtenidos en la campaña de 2008
en los distintos observatorios muestran cifras
consistentes con los obtenidos en años anteriores,
como se observa en la fgura 4. Cabe destacar el
progresivo aumento en las cifras contabilizadas
de cigüeñas blancas y milanos negros (aunque en
este último caso, con cierta disminución respecto
a 2007), mientras que en el resto de las especies se
observa una cierta estabilidad con notables fuctua-
ciones interanuales. Señalar igualmente que el nú-
mero de alimoches censados desde Cazalla vuelve
a ser ligeramente superior a los 1.100 individuos,
no manteniéndose el marcado aumento en las cifras
censadas en 2007, que pudieron deberse a circuns-
tancias del muestreo (Programa Migres, 2008).
Conviene reseñar que la serie de datos obtenida
hasta el momento es aún insufciente para extraer
conclusiones sobre las tendencias de las poblacio-
nes, puesto que el análisis de este tipo de índices
requiere de series temporales más largas. En este
punto, cualquier fuctuación en un año concreto
Patrón horario
El patrón horario en los movimientos migratorios
de las aves planeadoras está determinado por el
hecho de optimizar el uso de las corrientes térmi-
cas ascendentes para su desplazamiento. Estas co-
rrientes de aire ascendentes, que comúnmente se
conocen como “térmicas”, se producen cuando el
sol caliente la superfcie terrestre y ésta a su vez
calienta la capa de aire superfcial con la que está
en contacto. Este aire de superfcie disminuye de
densidad al calentarse y asciende, con lo que se
consiguen estos “ascensores” de aire que utilizan
las aves planeadoras.
Las corrientes térmicas no suelen formarse
hasta unas horas después de la salida del sol, mo-
mento en el que las aves planeadoras comienzan
a aumentar su actividad y sus movimientos para
tratar de alcanzar el continente africano. Iniciar el
salto al continente africano a cierta altura, p. ej. a
1000-1200 m.s.n.m., favorece y facilita el vuelo de
cruce.
Si bien es cierto que no todas las especies si-
guen exactamente la misma pauta, la mayoría de
ellas muestra un patrón parecido al que se muestra
en la fgura 3, que agrupa la totalidad de los datos
para las distintas especies. En esta fgura pode-
mos apreciar que al comienzo de la mañana (6:00
UTC) son muy escasos los movimientos de aves
volando al sur. Estos movimientos van aumentan-
do paulatinamente a medida que el sol calienta y
se van formando las corrientes térmicas. El grueso
del paso migratorio se da en el intervalo horario
Figura 3 Patrón horario (hora solar) de paso general durante la migración postnupcial de aves planeadoras
para a) aves volando al sur; b) aves iniciando el cruce.
Figure 3 Daily pattern of migration (solar time) during the post-breeding migration of soaring birds a) fying
south; b) start crossing.
93
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Figura 4 Evolución interanual del número de aves contabilizadas en los observatorios de referencia para las
principales especies durante el seguimiento de la migración postnupcial.
Figure 4 Yearly variation of the birds counted in the reference observatories for the main species along the
post-breeding migration.
cigüeña blanca
milano negro
abejero europeo
culebrera europea
cigüeña negra
aguililla calzada
alimoche común
aguilucho cenizo
94
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
Tabla 3 Aves observadas iniciando el cruce desde los observatorios de Cazalla y Tráfco durante la campaña
de 2008.
Table 3 Birds observed that start crossing from the observatories of Cazalla and Tráfco during the campaing
of 2008.
95
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
puede deberse a multitud de factores no relacio-
nados directamente con la tendencia de las aves
migratorias. El análisis de series más prolongadas
mediante índices estadísticos consistentes debe
permitirnos en un futuro describir las tendencias
en las poblaciones migratorias de rapaces europeas
que migran a través del Estrecho de Gibraltar.
Seguimiento de la migración de aves
marinas
El seguimiento de la migración de las aves marinas
dentro del Programa Migres se basa en los conteos
sistemáticos desde un punto estratégico en la costa,
la Isla de Tarifa (fgura 5). A pesar de las limita-
ciones de las observaciones desde la costa para la
observación de las aves marinas, de hábitos gene-
ralmente pelágicos, este observatorio ha demos-
trado ser un punto óptimo en el área del Estrecho
para este seguimiento, debido a la escasa anchura
de separación entre las costas española y africana,
y a su carácter de accidente litoral que se adentra
notablemente en el mar.
Desde la Isla de Tarifa se realizan conteos siste-
máticos siguiendo un protocolo estandarizado. Di-
cho protocolo contempla varios niveles de esfuerzo
(tabla 4):
• Seguimiento del ciclo anual (esfuerzo
estándar).
Se realizan conteos periódicos, con una pe-
riodicidad que va desde un censo semanal en
periodos de bajo fujo migratorio (diciembre
a febrero; segunda mitad de agoto a prime-
ra mitad de septiembre) hasta dos censos
semanales en los periodos en que aumentan
estos fujos (marzo a mitad de mayo; segun-
da mitad de septiembre a primera mitad de
noviembre).
• Campañas intensivas durante periodos de
picos migratorios.
Se llevan a cabo censos diarios. Dentro de
éstas se incluyen:
• Campaña de seguimiento de la migración
otoñal de aves marinas, que se lleva a
cabo entre mediados octubre y mediados
de noviembre, con censos diarios de todas
las aves marinas en migración durante to-
das las horas de luz.
• Campaña de seguimiento de la migración
postnupcial de la pardela balear, entre
el 15 de mayo y el 15 de julio. Se censan
pardelas baleares en migración durante el
máximo número de horas del ciclo diario
de luz solar.
Trabajo de campo
En cada jornada de censo se llevan a cabo un míni-
mo de 4 horas de conteo, que se extienden hasta 12
en las campañas intensivas. En cada hora se reali-
zan tres secuencias de 10 minutos de observación
continua con una separación mínima de 5 minutos
entre secuencias. Los censos son realizados por un
Figura 5 Localización del observatorio para el seguimiento de
aves marinas: la Isla de Tarifa.
Figure 5 Location of the observatory for seabird monitoring: the
Tarifa Island.
96
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
equipo mínimo de dos observadores: el observador
principal, con la ayuda de un telescopio terrestre
controla la banda de paso comprendida aproxima-
damente entre 1 y 7 Km., colocando la línea del
horizonte por encima del tercio superior del tele-
scopio, lo que permite controlar el paso de aves
alejadas de la costa; simultáneamente, un segundo
observador con prismáticos se encarga de contar
las aves que pasan en una banda cercana a la costa
(0-2 Km.) y apoya al primer observador para detec-
tar aves que pasaron a mayor distancia pero a cierta
altura. Este segundo observador se hace cargo de la
anotación de los avistamientos en una agenda elec-
trónica. Para cada secuencia de observación se ano-
ta el número de individuos observados, la dirección
de vuelo, la distancia a la costa y la edad cuando
es posible determinarla, así como la actividad (en
vuelo, comiendo o descansando). Además se regis-
tran en cada secuencia las condiciones meteoroló-
gicas representadas por la velocidad y dirección del
viento, la cobertura y la visibilidad.
En las campañas intensivas de seguimiento de
la migración otoñal se realizan conteos diarios des-
de el mismo observatorio y empleando el mismo
esquema metodológico. En este caso, debido al
mayor esfuerzo de conteo y a la presencia de fujos
más numerosos de aves, los ornitólogos profesio-
nales son ayudados por voluntarios del Programa
Migres que apoyan en las labores auxiliares del
conteo.
En la campaña de seguimiento de la migración
de la pardela balear, cuyo objetivo es obtener una
estima apropiada del número de pardelas baleares
que migran a través del Estrecho de Gibraltar du-
rante la migración post-nupcial (mediado de mayo
a mediados de julio), se realizan conteos diarios,
censando el máximo número de horas posibles a lo
largo del ciclo diario (mínimo 6 horas). Los cen-
sos se realizan por observadores experimentados,
apoyados en ocasiones por voluntarios. Al con-
trario que en el resto de campañas, se mantienen
los conteos en continuo durante cada hora (no en
secuencias de 10 minutos) con el objetivo de in-
tentar controlar al máximo el fujo de bandos de
esta especie.
Índices cuantitativos
En el análisis de los resultados se emplea la tasa de
paso defnida como el promedio del número de aves/
hora, para describir los patrones migratorios.
En el caso de los índices de abundancia anual y
de las estimas de poblaciones migratorias, estamos
actualmente desarrollando un método estadístico
que permita estimar de manera objetiva las cifras
de aves que pasan en los momentos en los que no
se realizan conteos.
Resultados 2008
Seguimiento del Ciclo Anual.
Durante el año 2008 se han realizado un total
de 99 jornadas de conteos de aves marinas desde la
Isla de Tarifa, de las que 53 jornadas se desarrolla-
ron dentro de la campaña de seguimiento intensivo
durante las fechas comprendidas entre el 1 de oc-
tubre y el 25 de noviembre de 2008 (estos datos se
discuten con más detalle en el apartado siguiente).
En el total de las jornadas se censaron aves marinas
en 1.948 secuencias de 10 minutos (1.403 secuen-
cias durante la campaña intensiva).
Con este esfuerzo se han contado un total de
159.227 aves pertenecientes a 37 especies distintas
(tabla 5). De éstas, un total de 13 especies superan
los 100 individuos avistados y dentro de este gru-
po, 5 especies predominan en los censos: la pardela
cenicienta Calonectris diomedea (107.551 aves;
67,54%), la pardela balear Puffnus mauretanicus
(20.957 aves; 13,16%), el alcatraz atlántico Morus
Tabla 4 Frecuencia de los conteos de aves marinas desde la Isla de Tarifa.
Table 4 Frecuency of seabird counts from the Tarifa Island.
97
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Tabla 5 Resultados de los censos del Programa Migres Marinas 2008, ordenados por orden
de abundancia de las especies. Leyenda: s.i., sin identifcar.
Table 5 Results of the counts of the Migres Seabird Program 2008, ordered according to the
relative abundance of the species. Legend: s.i., unidentifed.
98
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
bassanus (18.042 aves; 11.33%), el frailecillo at-
lántico Fratercula arctica (6.206 aves; 3.9%) y el
charrán patinegro Sterna sandvicensis (1.929 aves;
1.21%).
Con respecto a la fenología de las aves marinas
que cruzan el Estrecho de Gibraltar, destacan dos
períodos migratorios (fgura 6). El primer período
comprende los meses de febrero y marzo con ta-
sas de paso superiores a 500 aves/hora y un pico
de casi 800 aves/hora en la segunda quincena de
marzo. Este periodo corresponde con la migración
prenupcial, y refeja fundamentalmente los movi-
mientos de las pardelas cenicientas volviendo al
mediterráneo para iniciar su período de cría, junto
con la salida de especies invernantes como el al-
catraz y el frailecillo atlántico, que regresan a las
colonias en el Atlántico Norte. El segundo período
comprende los meses de octubre y noviembre, en el
que se alcanzan promedios de casi 900 aves/hora.
Este segundo pico de migración corresponde prin-
cipalmente a la salida masiva de la pardela ceni-
cienta hacia sus zonas de invernada en el Atlántico,
junto con la llegada de aquellas especies que pasan
el invierno en el Mediterráneo. También hay que
destacar un tercer período centrado entre la segun-
da quincena de mayo y la primera de julio, en el
que se alcanzan casi las 300 aves/hora. Este tercer
pico se debe principalmente al movimiento de sa-
lida del mediterráneo de las pardelas baleares tras
su reproducción.
En la fgura 6 se comparan además los patro-
nes fenológicos del año 2008 con los obtenidos en
años previos. En este sentido la gráfca nos mues-
tra patrones bastante similares entre estos años, si
bien cabe destacar durante la primavera de 2008 un
incremento importante de la tasa de paso durante
los meses de febrero y marzo con respecto a años
anteriores.
Campaña de seguimiento de la migración otoñal
de aves marinas.
La campaña intensiva de seguimiento de aves
marinas en el Estrecho de Gibraltar comenzó el
15 de octubre y fnalizó el 25 de noviembre. En
esta campaña se censaron un total de 126.372 aves,
lo que supone un 79,32% del total de los conteos
anuales, si bien hay que señalar que el esfuerzo de
conteo durante este periodo es notablemente mayor
(72% del tiempo anual de conteo). La abundancia
relativa por especies coincide con el patrón gene-
ral descrito, destacando la pardela cenicienta con
Figura 6 Patrón fenológico (promedio aves/hora por quincena) de las aves ma-
rinas en migración a través del Estrecho de Gibraltar. La leyenda indica los años
en los que se realizaron los conteos.
Figure 6 Phenology pattern (average of birds/hour by fortnights) of seabirds mi-
grating across the Straits of Gibraltar. The legend shows the years of counts.
99
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
92.576 aves censadas, seguida por la pardela balear
con 15.160 aves y del alcatraz atlántico con 12.760
individuos. Ya con cifras bajas y porcentajes infe-
riores al 1% encontramos el charrán patinegro, el
frailecillo atlántico y el alca común Alca torda.
La intensifcación de los conteos durante los
periodos de máxima migración permite obtener ín-
dices cuantitativos. En la fgura 7 se muestran los
índices obtenidos a partir de los conteos intensivos
de pardelas cenicientas durante el periodo postnup-
cial de los años 2003, 2005, 2006, 2007 y 2008. El
número de pardelas estimadas fue bastante estable
en los tres primeros años de conteo (2003, 2005 y
2006), en torno a las 150.000-170.000 aves, si bien
en 2007 se redujo a poco más de 76.000 pardelas
cenicientas. Durante la campaña 2008, el número
de pardelas cenicientas alcanza su máximo valor
de la serie llegando a superar las 211.000 parde-
las cenicientas censadas. La existencia de notables
oscilaciones interanuales es habitual en este tipo
de índices, y puede ser debida a causas propias del
patrón migratorio de las especies, al propio método
para obtener el índice o a las condiciones meteo-
rológicas. En este sentido, el régimen de vientos
dominantes puede infuenciar el patrón local de
paso de las pardelas cenicientas a través del Estre-
cho, haciéndolas más o menos detectables desde
la costa norte. Este tipo de oscilaciones tienden a
estabilizarse en series largas de años, por lo que el
seguimiento de este tipo de índices adquiere senti-
do a largo plazo.
En cuanto a la fenología de la campaña 2008,
en la fgura 8 se muestra el paso de las especies
más abundantes durante la campaña. Se observa
como en el caso de la especie más abundante, la
pardela cenicienta, su paso está muy concentrado.
La mayor parte de las pardelas pasan entre el 31 de
octubre y los primeros días de noviembre, con tasas
de paso que superan las 6.000 aves a la hora. En el
resto de la campaña está presente aunque en núme-
ros bastante más bajos. El alcatraz atlántico tiene
su mayor tasa de paso durante los primeros días de
Figura 7 Índice de abundancia de pardelas cenicientas (número total de aves
estimadas saliendo al Atlántico durante la migración postnupcial) en los dis-
tintos años de muestreo. Los periodos de conteo en cada uno de los años
considerados fueron: 2003, 23 de octubre al 8 de noviembre; 2005, 11 de
octubre al 12 de noviembre; 2006, 16 de octubre al 18 de noviembre; 2007, 15
de octubre al 17 de noviembre; 2008, 15 de octubre al 25 de noviembre.
Figure 7 Abundance index of Cory’s Shearwaters (estimated number of birds
fying to the Atlantic during autumn migration in the different years). Counting
periods for every year were: 2003, 23 October to 8 November, 2005, 11 Octo-
ber to 12 of November, 2006, 16 October to 18 November, 2007, 15 October
to 17 November, 2008, 15 October to 25 November.
100
Monitoring bird migration across the Strait of Gibraltar: the Migres Program 2008
Migres 1, 83-101
la campaña. En estos días los alcatraces entran en
el mediterráneo para pasar el invierno, alcanzándo-
se cifras de más de 350 aves a la hora. En cuanto a
la pardela balear, muestra un patrón fenológico un
tanto peculiar. Esta especie fue observada duran-
te todo el periodo de estudio en buenas cantidades
aunque con un patrón variable de entrada y salida,
dependiendo de los días. Los máximos obtenidos
están alrededor de las 180 aves/hora los días 25 y
26 de noviembre. Este comportamiento migratorio
es típico de lo observado en años anteriores en el
Estrecho de Gibraltar durante su migración prenup-
cial, cuando la especie entra en el Mediterráneo,
observándose igualmente movimientos de salida
hacia el Atlántico. El frailecillo atlántico por su
parte presenta una migración tardía y concentrada
en el tiempo, con máximos de 60 aves a la hora en
los últimos días de noviembre.
Campaña de seguimiento de la migración postnup-
cial de la pardela balear.
En 2008 se censaron pardelas baleares durante
61 días entre el 15 de mayo y el 15 de julio, cu-
briendo un 61% de las horas de luz durante este
periodo. En este intervalo de tiempo, se contabilizó
un fujo neto de 18.510 pardelas baleares saliendo
del Mediterráneo.
Si bien estos resultados son preliminares y es-
tán siendo actualmente analizados con mayor de-
talle, los datos obtenidos nos permiten afrmar que
la población neta de pardelas baleares que migra a
través del Estrecho durante la migración postnup-
cial debe superar los 20.000 individuos. Estos datos
son muy relevantes para conocer el estado de con-
servación y el estudio de la dinámica poblacional
de esta especie, y ponen de manifesto la necesidad
de revisar las estimaciones de la población global.
Por otra parte, también abre nuevos interrogantes
sobre su biología, que aumentan aún más si cabe el
interés y la necesidad de estudiar esta especie más
allá de sus áreas de cría.
Figura 8 Patrones fenológicos de las especies más abundantes durante la campaña de seguimiento de la
migración postnupcial 2008 (15 de octubre-25 de noviembre).
Figure 8 Phenology patterns of the main seabird species along the campaign of autumn migration in 2008
(15 October-25 November).
alcatraz atlántico pardela cenicienta
pardela balear
frailecillo atlántico
101
Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar 2008
Migres 1, 83-101
Bibliografía
Barrios, F. 2007. Nómadas del Estrecho. Editorial
Acento 2000, Cádiz, España.
Barros, D., Ríos, D. 2002. Guía de Aves del Estre-
cho de Gibraltar. Parque Natural de Los Al-
cornocales y Comarca de La Janda. Orni Tour,
S.L. Cádiz, España.
Bensusan K.J., Garcia E.F.J., Cortes J.E. 2007.
Trends in abundance of migrating raptors at
Gibraltar in spring. Ardea 95: 83-90.
Bernis, F. 1980. La migración de aves por el Es-
trecho de Gibraltar. Vol. I. Aves Planeadoras.
Universidad Complutense, Madrid, España.
Evans P.R., Lathbury, G.W. 1973. Raptor migra-
tion across the straits of Gibraltar. Ibis 115:
572-585.
Fernández-Cruz, M. 2005. La migración otoñal de
la Cigüeña Blanca (Ciconia ciconia) por el es-
trecho de Gibraltar. En Molina, B. & del Moral,
J.C. (eds.). La Cigüeña Blanca en España. VI
Censo Internacional (2004). SEO/BirdLife.
Madrid, España.
Finlayson, C. 1992. Birds of the Strait of Gibraltar.
T & A.D. Poyser, London, UK.
Finlayson, J.C., Cortes, J. E. 1984. The migration
of the Gannet Sula Bassana past Gibraltar in
spring. Seabirds 7: 19-22.
Hashmi, D. 1996. Seevogelzug in der Merengue
von Gibraltar: Umfang des Zuggeschahens,
räumlicher und zeitlicher Ablauf unter Be-
rücksichtigung von Tageszeit, Tide und Wind.
Unpublished Thesis. Max-Planck-Institut für
Verhaltensphysiologie, Vorterwarte Razorlfzell
and Universität Wuerzburg.
Hashmi, D. 2000. Opportunities for Monitoring
Seabirds and Cetaceans in the Strait of Gibral-
tar. In Proccedings of the 5
th
Medmaravis Sym-
posium. Pp. 176-191. Gozo, Malta.
Hashmi, D.D.K. 1993. Importance of the Mediter-
ranean for wintering northern gannets (Sula
bassana). In Aquilar, J.S., Monbailliu, X., Pa-
terson, A.M. (eds.) Status and Conservation of
seabirds. Pp. 383-386. SEO, Madrid, España.
Hilgerloh, G. 1989. Autumn migration of trans-
saharan migrating passerines in the Straits of
Gibraltar. The Auk 106: 233-239.
Hilgerloh, G. 1991. Spring migration of passerine
trans-saharan migrants across the Strait of Gi-
braltar. Ardea 79: 57-62.
Irby, L.H.L. 1895. The ornithology of the Straits of
Gibraltar. Second Edition. Ed. Porter, London,
UK.
Nisbet, I.C.T.; Evans, P.R., Feeny, P.P. 1961. Mi-
gration from Morocco into southwest Spain in
relation to weather. Ibis 103: 349-372.
Programa Migres. 2008. Seguimiento de la mi-
gración en el estrecho de Gibraltar 2007. Fun-
dación Migres, Cádiz, España.
Tellería, J.L. 1980. Autumn migration of Cory’s
Shearwater through the Straits of Gibraltar.
Bird Study 27: 21-26.
Tellería, J.L. 1981. La migración de las aves por
el Estrecho de Gibraltar. Vol. 2. Aves No Pla-
neadoras. Universidad Complutense, Madrid,
España.
NOTAS BREVES
Ezequiel ANDREU 105
Primera recaptura de rorcual común Balaenoptera physalus en el
Estrecho de Gibraltar
Alejandro ONRUBIA, Carlos PALACÍN, Benedicto CAMPOS 107
Censo invernal de grullas Grus grus en el norte de Marruecos
(invierno 2008/2009)
Juan RAMÍREZ 111
Fenología y preferencias de hábitat de la polluela pintoja Porzana
porzana en la provincia de Málaga
Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ, Antonio-Román MUÑOZ, Fernando
JUBETE, Hamid RGUIBI, Carlos ZUMALACARREGUI 115
Ìdentifcación de áreas importantes para la migración del carricerín
cejudo Acrocephalus paludicola en Marruecos. Resultados de la
campaña 2008
MIGRES Revista de Ecología
N
O
T
A
S

B
R
E
V
E
S
105
Primera recaptura de rorcual común en el Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 105-106
Primera recaptura de rorcual común Balaenoptera physa-
lus en el Estrecho de Gibraltar
Ezequiel ANDREU
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
En la presente nota se aporta el primer registro de un ejemplar de ror-
cual común saliendo del Mar Mediterráneo en dos ocasiones diferentes,
la primera en 2005 y la segunda en 2008. Este hecho podría indicar que
los rorcuales salen más de una vez del Mar Mediterráneo hacia el Océano
Atlántico y apunta a la posibilidad de que la especie posea un patrón de
migración a través del Estrecho de Gibraltar.
Abstract
The present short-note gives the hrst recora of a Fin whale coming out
of the Meaiterranean Sea on two aifferent occasions. in 2005 ana 2008.
respectivelv. This coula inaicate that Fin whales leave more than once the
Meaiterranean Sea to the Atlantic Ocean. ana points to the possibilitv that
the species has a migratorv pattern across the Strait of Gibraltar.
Palabras clave
Estrecho de Gibraltar; foto-
identifcación; rorcual común.
Keywords
Fin whale; photo identifca-
tion; Strait of Gibraltar.
Correspondencia
Departamento de Educación
y Ciencia, TURMARES.
Avda. Alcalde Juan Núñez,
3, Tarifa. E-11380 Cádiz
(España).
(eandreu@turmares.com)
En el Estrecho de Gibraltar se pueden observar
hasta siete especies de cetáceos, cuatro de ellas
residentes y tres no residentes o migratorias. Las
cuatro especies residentes del Estrecho de Gibraltar
son el delfín común Delphinus aelphis, delfín lis-
tado Stenella coeruleoalba. delfín mular Tursiops
truncatus y el calderón común Globicephala me-
las y las tres especies no residentes o migratorias
son la orca Orcinus orca, el cachalote Phvseter
macrocephalus y el rorcual común Balaenoptera
phvsalus. Esta zona supone además parte del área
de distribución de otras especies que son avistadas
esporádicamente o que son observadas varadas en
la costa, como son la yubarta Megaptera novaean-
gliae, el calderón gris Grampus griseus. el rorcual
aliblanco Balaenoptera acutorostrata, la marso-
pa Phocoena phocoena o la falsa orca Pseuaorca
crassiaens entre otras.
El rorcual común es, de las siete especies fre-
cuentes en la zona, la única que es claramente mi-
gratoria, observándose únicamente atravesando el
Estrecho en dirección hacia el Océano Atlántico
durante la época primaveral y estival. El comporta-
miento mayoritario del rorcual en el Estrecho es el
de navegación, usualmente muy próximo a la cos-
ta andaluza. En cambio, durante la época otoñal o
invernal, suele observarse navegando en dirección
contraria, penetrando hacia el Mar Mediterráneo,
aunque huelga decir que el número de observa-
ciones en esta época es muy reducido así como
el esfuerzo de búsqueda, ya que en esta época los
barcos de avistamiento desarrollan su actividad ín-
fmamente.
La caza de rorcuales y cachalotes se dio en el
Estrecho desde los años 40 hasta su última campa-
ña en 1954 desde Benzú, en Marruecos y muy cer-
ca de Ceuta, y Getares, en Algeciras. La actividad
dejó de realizarse debido al agotamiento progresi-
vo de ambas especies.
Dadas las grandes dimensiones de esta especie,
106
Andreu
Migres 1, 105-106
su navegación continua a través del Estrecho y la so-
brecarga de trafco maritimo en el area, las colisio-
nes suponen un riesgo potencial para esta especie.
Hasta el momento no se conoce con exactitud
si los rorcuales entran y salen del Mediterráneo, si
realizan una sola migración una vez alcanzada la
madurez desde el Mediterráneo hacia el Atlántico
o si siguen algún patrón, aún por determinar, de
migración que tenga el Estrecho de Gibraltar como
zona de paso.
El trabajo de recogida de datos se ha llevado a
cabo a lo largo de las temporadas comprendidas en-
tre 2003 y 2008 entre los meses de abril y octubre,
ambos incluidos. La recopilación de los datos se
realizó desde dos embarcaciones de avistamiento
de cetáceos que operan en el Estrecho de Gibraltar
denominadas Jackelin de veintiséis metros de es-
lora y con capacidad para 200 pasajeros y Dolphin
Safari de veinte metros de eslora y con capacidad
para 100 pasajeros, ambas pertenecientes a la com-
pañía Turmares.
El moaus operanai se basó en la distribución
de observadores a lo largo de la embarcación con el
fn de acaparar el maximo angulo posible de avis-
tamiento. Los datos se recopilaron según los proto-
colos que establece la SEC (Sociedad Española de
Cetáceos). Los observadores que participaron en
las diferentes campañas fueron previamente entre-
nados para obtener la mayor objetividad posible en
la recogida de los datos. El esfuerzo de búsqueda
fue medido como la cantidad de millas recorridas
en condiciones adecuadas de avistamiento, es de-
cir, con estado del mar menor a cuatro según la es-
cala de Douglas y con al menos dos observadores
a bordo. La posicion geografca de la embarcacion
de estudio se registró mediante el uso de GPS, tres
veces por cada avistamiento; la primera, cuando se
observaba al animal o grupo de animales, la segun-
da cuando se entraba en contacto con ellos (el con-
tacto era considerado como el momento en que se
preveia un eIecto de infuencia sobre los animales
por parte de la embarcación, es decir, aproximada-
mente a cien metros del animal o grupo de anima-
les), y la tercera cuando se dejaban de observar o en
el momento en que la embarcación abandonaba el
área. Durante cada avistamiento se realizaron foto-
grafías de aletas dorsales en el caso de los caldero-
nes comunes, delfnes mulares, orcas y rorcuales, y
de las aletas caudales en el caso de los cachalotes.
Una vez revisadas todas las fotografías se ob-
servó una recaptura de rorcual común. El individuo
en cuestion Iue Iotografado por primera vez el 25
de julio de 2005. El avistamiento duró 40 minutos
en los que el animal se mantuvo navegando en di-
rección oeste junto a dos individuos de la misma
especie, hacia el Océano Atlántico. El animal fue
Iotografado de nuevo el 17 de iulio de 2008, Irente
al faro de Punta Carnero, en uno de los extremos de
la Bahía de Algeciras, junto a otros cinco rorcuales
diferentes a los que acompañaban al mismo indivi-
duo en 2005. En este caso el avistamiento duró 53
minutos y los 6 animales se mantuvieron navegan-
do hacia el oeste todo el tiempo.
Este hecho podría indicar que los rorcuales
salen más de una vez del Mar Mediterráneo hacia
el Océano Atlántico, con lo cual entran de nuevo
al Mediterráneo. También podría indicar la posi-
bilidad de que los rorcuales posean determinados
patrones de migración a través del canal, descono-
cidos por la falta de más estudios al respecto.
En un 65% de los casos los rorcuales navegaban
en grupo. Dado que en los dos avistamientos del ani-
mal recapturado los individuos que lo acompañaban
eran diferentes, puede que las asociaciones de los
rorcuales para efectuar la migración sean aleatorias.
Se requiere de mas estudios a fn de determinar
patrones de migración de rorcual común a través del
Estrecho de Gibraltar. En este sentido los avista-
mientos desde tierra pueden aportar mucha más in-
formación al respecto, además de asegurar, mediante
la comunicación con las plataformas de avistamien-
to, un mayor número de observaciones. También la
comparación de aletas dorsales con aletas de indivi-
duos de otras zonas aportaría una gran cantidad de
datos en cuanto a migraciones de rorcuales.
Foto Izqda. Aleta dorsal de rorcual común avistado
el 25/07/05. Dcha. Aleta dorsal del mismo rorcual
común recapturado el 17/07/08.
Photo Left. Dorsal fn of a Fin whale observed on
July 25, 2005. Right. Dorsal fn of the same fn whale
recaptured on July 17, 2008.
107
Invernada de grullas en Marruecos
Migres 1, 107-110
Censo invernal de grullas Grus grus en el norte de Ma-
rruecos (invierno 2008/2009)
Alejandro ONRUBIA
(1)
, Carlos PALACÍN
(2)
, Benedicto CAMPOS
(3)
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
En enero de 2009 se ha realizado el censo de la población de grullas inver-
nantes en la región de la península de Tánger, en el norte de Marruecos. El
censo ha combinado la prospección a pie o en vehículo con observaciones
desde oteaderos estratégicamente situados. Como resultado del esfuerzo
prospectivo se han registrado un mínimo de 983 y un máximo de 1.078
grullas, concentradas en los valles de Tahadart y El Hachef. Más al sur, la
especie se rarifca notablemente. La comparación con censos realizados
en los años setenta y ochenta indican que la especie se ha recuperado
sensiblemente en la zona. Se discute la posibilidad de que se trate de un
aumento real de la población a la par de lo que sucede con la población
reproductora europea o que refeje la incorporación de aves de invernada
más meridional en Marruecos.
Abstract
A survey of wintering cranes in the Tangier region (northern Morocco)
was carried out in January 2009. Surveying combined census on foot or
on vehicle with observations from strategic observatories. As a result of
this effort a minimum of 983 and a maximum of 1,078 cranes were recor-
ded, gathered in Tahadart and El Hachef valleys. Comparing with earlier
censuses (in the seventies and eighties) there is an increase in the number
of birds wintering in this area. We provide two possible explanations: a
population increase related to the trends on European populations or a
northern shift of the southernmost wintering cranes in Morocco.
Palabras clave
censo invernal; grulla;
Marruecos.
Keywords
Crane; Morocco; wintering
census.
Correspondencia
(1)
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(aonrubia@fundacionmigres.
org)
(2)
Museo Nacional de Cien-
cias Naturales. C/ José
Gutiérrez Abascal, 2. E-
28006 Madrid (España).
(3)
C/ Mariano Benlliure, 6.
Villena, E-03400 Alicante
(España)
Introducción
La grulla común nidifca en una extensa banda del
norte de Eurasia, desde Escandinavia al este de Si-
beria, con algunos núcleos aislados en Turquía y
Tíbet. La población europea se ha estimado en me-
dio millón de ejemplares al fnal de la época de cría,
con sus mayores efectivos en Rusia, países escandi-
navos, Centroeuropa (Polonia y Alemania) y países
circunbálticos. (BirdLife International 2004). Por
su parte, las zonas de invernada se extienden por la
península Ibérica, norte de África, Oriente Medio y
Asia, habiéndose descrito cuatro rutas migratorias
principales (Del Hoyo et al., 1996). La población
de grullas del norte de Europa migra por la ruta
occidental hacia las áreas de invernada situadas en
Francia, península Ibérica y Marruecos (Del Hoyo
et al., 1996). La península Ibérica es el principal
cuartel de invernada de esta ruta occidental, que re-
coge la mayoría de las grullas de Noruega, Suecia
108
Onrubia, Palacín, Campos
Migres 1, 107-110
y Alemania, y una parte variable de aves de Fin-
landia, Polonia, países bálticos y oeste de Rusia
(Prieta & Del Moral, 2008). Esta ruta occidental
europea podría sumar en torno a 220.000-230.000
grullas (Prieta & Del Moral, 2008).
Marruecos constituye el límite meridional de
invernada de esta “ruta occidental” y la especie se
presenta de forma regular durante el invierno por
la zona más septentrional: península de Tánger,
los valles orientales (Gareb, Moulouya...), Prerif,
Haouz y Souss (Thevenot et al., 2003), con algunas
observaciones esporádicas más al sur, alcanzando
la desembocadura del Massa (Antonio-Román
Muñoz, Alan Kemp, Christian Boix, com.pers.).
La población invernante varía notablemente de un
año a otro y se ha estimado entre 500 y 2500 ejem-
plares, concentrada en la porción más norteña del
área de Tánger y los Valles Orientales (Thevenot
et al., 2003).
Metodología
Para cuantifcar las grullas invernantes del norte de
Marruecos se han seguido los mismos protocolos
recomendados para el censo de la especie en Espa-
ña (ver Prieta & Del Moral, 2008). Se consideran
los meses de diciembre y enero como plenoinver-
nales y se recomienda el censo entre los días 15
de diciembre y 20 de enero, periodo en el que se
considera que las grullas se encuentran ya asenta-
das en sus áreas de invernada y sus movimientos se
restringen al trasiego entre zonas de alimentación
y dormideros comunales. El censo consiste en el
recuento directo de los ejemplares en puntos de
concentración nocturna – dormideros- desde obser-
vatorios adecuados (Prieta & Del Moral, 2008).
Durante los días 6 al 10 de enero de 2009 (am-
bos inclusive) se han realizado los censos de grulla
en el norte de Marruecos. Las zonas prospectadas
se indican en la fgura 1 y se corresponden con el
sector marroquí de la península de Tánger. El des-
conocimiento de los dormideros de la especie en la
zona de estudio ha motivado la realización de cen-
sos diurnos, procediendo al recuento directo de las
aves desde observatorios elevados que permitían el
control de amplias extensiones de terreno y pros-
pecciones a pie o en vehículo cuando era posible.
Teniendo en cuenta las características de la especie
(tamaño, vocalizaciones, actividad diurna…), los
Figura 1 Localización del área de estudio y las zonas prospectadas durante el censo.
Figure 1 Study and prospecting areas.
109
Invernada de grullas en Marruecos
Migres 1, 107-110
hábitat abiertos que ocupa en Marruecos, y el es-
fuerzo de muestreo realizado, se considera que el
método es adecuado y los resultados refejan satis-
factoriamente la población invernante en esa zona.
Resultados
Durante los censos se han registrado un total de
983-1.078 grullas en el área de estudio (tabla 1). La
grulla ocupa las extensas planicies de los valles de
Tahadart y El Hachef, desde su desembocadura has-
ta unos 10-16 km al interior. Estos valles concen-
tran la práctica totalidad de la invernada en la zona.
En estas áreas ocupan los fondos de amplios valles
de 3 a 7 kilómetros de anchura, alimentándose en
pastizales, zonas encharcadas y campos de cultivo
(principalmente cereal), compartiendo hábitat con
gansos Anser anser y avutardas Otis tarda.
Discusión
El estatus de la especie en Marruecos permanece
incierto. Por un lado se ha indicado que su impor-
tancia como cuartel de invernada se ha reducido
mucho en el último siglo (Prieta & Del Moral,
2008). Este hecho contrasta con las tendencias ac-
tuales de la especie en Europa, que ha triplicado
su población en los últimos 15 años (Prieta & Del
Moral, 2008). Este incremento se ha relacionado
con la aplicación de numerosas medidas de pro-
tección y conservación desarrolladas en la mayor
parte de los países europeos así como de la mejo-
ra en las condiciones ambientales de las zonas de
paso e invernada o los cambios de usos de suelo
que le favorecen (aclareos forestales, introducción
de regadíos...) (Lundin, 2005), aunque también se
ha sugerido la posible transferencia de individuos
desde la ruta migratoria oriental (Bautista, 2003).
Un aspecto destacable es la tendencia a despla-
zar las zonas de invernada hacia el norte. Durante
las dos últimas décadas del siglo XX el número de
grullas que pasaron el invierno en latitudes cada
vez más norteñas fue en aumento (Bautista, 2003).
Este desplazamiento hacia el norte de la distribu-
ción tradicional de invernada ha sido quizás favo-
recida por el incremento del alimento disponible en
estas áreas y la disminución de las actividades cine-
géticas, unida a cierta suavización invernal del cli-
ma (Bautista, 2003). Aunque los adultos son muy
feles a las rutas migratorias y a las zonas de paso o
de invernada, los jóvenes siguen a los adultos en su
migración en el primer año pero a partir del segun-
do o tercer año de vida es común que cambien la
zona de invernada hasta que establecen la suya pro-
pia (Alonso et al., 2008). Son precisamente estos
jóvenes los que muestran una mayor tendencia a
realizar migraciones más cortas y los responsables
por tanto de un desplazamiento hacia el norte de las
áreas de invernada (Alonso et al., 2008).
En la zona de la península de Tánger, censada
con regularidad entre 1970 y 1987, los máximos
conteos arrojaron una cifra de 600 grullas invernan-
tes (Thevenot et al., 2003). Los datos de este estu-
dio suben esa cifra hasta el millar de individuos, lo
cual parece indicar que la población en la zona se
ha recuperado en las últimas décadas. Queda saber
como es la situación en otras zonas de Marruecos,
especialmente más al sur, para interpretar adecua-
damente esta “recuperación”. El chequeo periódico
de estas poblaciones situadas en su límite sur de
distribución resulta importante para conocer como
están afectando los cambios globales a la dinámica
poblacional de estas especies migratorias.
Tabla 1 Resultados de los censos de grullas en el
norte de Marruecos.
Table 1 Results of the wintering census in northern
Morocco.
110
Onrubia, Palacín, Campos
Migres 1, 107-110
Bibliografía
Alonso, J.A., Alonso, J.C., Nowald, G. 2008. Mi-
gration and wintering patterns of a central Eu-
ropean population of Common Cranes Grus
grus. Bird Study 55: 1-7.
Bautista, L.M. 2003. Grulla común Grus grus. En
Carrascal L.M. & Salvador A. (eds.) Enciclo-
pedia de los vertebrados españoles. Museo
Nacional de Ciencias Naturales. Madrid. http://
www.vertebradosibericos.org/
BirdLife International. 2004. Birds in Europe: po-
pulation estimates, trends and conservation
status. Cambridge, U.K.
Del Hoyo, J., Elliott, A., Sargatal, J. 1996. Handbo-
ok of the Birds of the World. Vol. 3. Hoatzin to
Auks. Lynx Edicions, Barcelona, Spain.
Lundin, G. 2005. Cranes: where, when and why?
Supplement 2005 nº 43 of Var Fagelvarld,
Swedish Ornithological Society.
Prieta, J., Del Moral, J.C. 2008. La grulla común
invernante en España. Población en 2007
y método de censo. SEO/BirdLife, Madrid,
España.
Thévenot, M., Vernon, R., Bergier, P. 2003. The
Birds of Morocco: An Annotated Checklist.
British Ornithologists’ Union & British Orni-
thologists’ Club Check-list nº 20, London.
Foto 1 Vista de dos zonas de inverna-
da de grullas en el valle de Tahadart y
El Hachef.
Photo 1 Landscape of the wintering
areas in Morocco: Tahadar and El Ha-
chef.
111
Fenología y hábitat de la polluela pintoja en Málaga
Migres 1, 111-114
Fenología y preferencias de hábitat de la polluela pintoja
Porzana porzana en la provincia de Málaga
Juan RAMÍREZ
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
En este trabajo se aporta información acerca de la fenología de la polluela
pintoja en la provincia de Málaga y en el sur de la península Ibérica. En
base a los 101 individuos detectados en el periodo 1991-2008 también se
apuntan las preferencias de hábitat de la especie en esta provincia.
Abstract
This short-note provides information about the phenology of the Spotted
Crake in the province of Malaga, and also in the south of the Iberian Pe-
ninsula. Based on the 101 individuals observed in the period 1991-2008 it
is also indicated the habitat preference of the species in this province.
Palabras clave
hábitat; Málaga; migración;
polluela pintoja.
Keywords
habitat; Malaga; migration;
Spotted Crake.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(juanramirez@fundacionmi-
gres.org)
Introducción
La polluela pintoja Porzana porzana es una espe-
cie monotípica cuya población mundial reproduc-
tora se extiende por el Paleártico occidental, desde
el oeste de Europa y el sur de Escandinavia hasta
el centro de Siberia (Cramp. & Simmon, 1980). Su
área de invernada no se conoce con detalle, aun-
que la mayoría de las pintojas europeas cruzan el
Sáhara para alcanzar el este y el sureste de África
(Cramp. & Simmon, 1980). Unas pocas de estas
aves, sin embargo, permanecen en las zonas más
templadas de Europa, incluyendo el Mediterráneo
(Koskimies & Dvorak, 1997). La población euro-
pea de polluela pintoja supone más del 50% de la
población global, con más de 120.000 parejas. Su
tendencia parece estable en los países con mayores
efectivos (BirdLife Internacional, 2004), si bien ha
sufrido graves descensos poblacionales en las áreas
periféricas de su distribución (p.ej. Gilbert, 2002).
La dispersión otoñal comienza temprano, a fna-
les de agosto y principios de septiembre. Para media-
dos de noviembre, casi todas las aves han alcanzado,
cuando no cruzado, el Mediterráneo. El retorno a las
zonas de cría se produce sobre todo en marzo y abril.
Al igual que las otras especies del género Porzana
de Europa, la migración prenupcial es mucho más
marcada que la otoñal (Cramp. & Simmon, 1980).
En España la polluela pintoja se considera re-
productora escasa, al menos, en las marismas del
Guadalquivir (García et al, 2000; Muñoz, 2008)
aunque con escasos registros comprobados (Brazo
del Este, Sevilla, Fernández, 2000; com. pers.). Su
invernada se supone regular aunque escasa en hu-
medales de la fachada mediterránea; pero es en el
paso prenupcial cuando menos difícil resulta de de-
tectar, desde fnales de febrero hasta principios de
abril, con un máximo a principios de marzo (Cha-
cón i Cabàs, 1991).
En la provincia de Málaga, Garrido et al (2002)
señalan que la polluela pintoja es una especie esca-
sa en ambos pasos migratorios y rara en invierno,
acotando el paso postnupcial de agosto a octubre y
el primaveral desde febrero a abril.
112
Ramírez
Migres 1, 111-114
En cuanto a los requerimientos del hábitat de
reproducción es una especie bastante exigente.
La polluela pintoja nidifca sobre todo en terrenos
poco elevados, evitando áreas montañosas y hume-
dales costeros y salobres donde los niveles de agua
varían demasiado como para garantizar su éxito
reproductor. Necesita prados inundados y abiertos,
como las marismas de aguas someras de menos de
30 cm con predominio de Carex. Aquellas zonas
expuestas a sequías durante la época de cría suelen
ser desestimadas por esta especie, de igual modo
que las masas puras de Phragmites. Estos reque-
rimientos determinan la desigual presencia de la
especie a lo largo de su área de distribución (Kos-
kimies & Dvorak, 1997). Cramp & Simmon (1980)
también describen el hábitat de cría en Europa con-
tinental de la pintoja y señalan que, al igual que
las otras polluelas, pueden ocupar hábitats atípicos,
incluso artifciales o muy alterados, durante sus mi-
graciones.
En este trabajo se aporta información que def-
ne con mayor precisión la fenología de esta especie
en la provincia de Málaga y, por ende, en el sur de
la península Ibérica. De igual forma, se apuntan las
preferencias de hábitat de la polluela pintoja en esta
provincia.
Las observaciones en las que se basa este tra-
bajo proceden de muestreos realizados por el autor
y también de citas facilitadas por otros ornitólo-
gos en la provincia de Málaga, durante el perio-
do comprendido entre 1991 y 2008, a lo largo de
todo el año. Las observaciones se distribuyen por
la práctica totalidad de los humedales existentes en
la provincia de Málaga. Muchas de estas observa-
ciones son capturas realizadas para el anillamiento
científco. En todos los casos se trata de individuos
de polluela pintoja identifcados inequívocamente,
descartándose cualquier registro dudoso. Asimis-
mo, se ha realizado una recopilación no exhaustiva
de registros de polluela pintoja en esta provincia
usando citas bibliográfcas de diferentes publica-
ciones (SEO-Málaga, 1994; SEO-Málaga, 1995-
1997 y Anuario del Grupo Ornitológico Malaca,
1993).
Figura 1 Distribución de los registros de polluela pintoja en la provincia de Málaga. Los
datos de todos los años se han agrupado en decenas de días.
Figure 1 Temporal distribution of the records of Spotted Crake in the province of Malaga.
Data for all years were grouped in ten days periods.
113
Fenología y hábitat de la polluela pintoja en Málaga
Migres 1, 111-114
Se han detectado 101 individuos de polluela
pintoja entre los años 1991 y 2008, de los que 76
han sido observados, 23 han sido aves anilladas y 2
han correspondido a controles.
En la Figura 1 se muestra la distribución del
número de individuos a lo largo de un ciclo anual,
tras agrupar la información de todos los años de
observaciones en meses. El paso migratorio pre-
nupcial comprende desde principios de febrero
(observación más temprana el 04/02/2007) hasta
la segunda quincena de abril (observación más
tardía el 22/04/2008) y reúne el 90,09 % del total
de registros, con un máximo en los diez primeros
días de marzo que comprenderían el 25,74 % del
total. La migración postnupcial se comienza a de-
tectar en Málaga a principios de septiembre (obser-
vación más temprana el 07/09/1993), alcanzando
hasta fnales de noviembre (fecha más tardía el
26/11/1992). Destaca el hecho de que ambos pasos
abarquen similares lapsos de tiempo migratorio,
algo menos de tres meses y, sin embargo, la propor-
ción del prenupcial (90,09%) es diez veces mayor
que la del paso postnupcial (8,91 %) como puede
apreciarse en la Figura 1. Estos resultados refejan
hasta qué punto es mucho más conspicuo el paso
migratorio prenupcial para la polluela pintoja, tal y
como indican Cramp y Simmon (1980), quienes no
aporten hipótesis que lo explique. Podría argumen-
tarse aquí, si no como causa, al menos como factor
infuyente, que el ciclo del régimen hídrico de los
humedales del entorno mediterráneo sea más pro-
picio para la sedimentación de la polluela pintoja (y
por extensión del resto de especies del género Por-
zana y otras aves palustres) durante su paso pre-
nupcial a fnales de invierno y comienzos de prima-
vera, cuando la mayoría de humedales presentan su
máximo nivel hídrico, incluidas las zonas húmedas
temporales que, tras el severo estiaje mediterráneo,
no presentarían las condiciones mínimas para la se-
dimentación durante el paso postnupcial.
En cuanto a la invernada de esta polluela en la
provincia de Málaga, caso de producirse con regu-
laridad, debe de ser sumamente rara, ya que, como
tal, sólo cabría considerarse una única observación,
el 26/12/1992, que supondría un 0,99 % del total.
No existen observaciones desde abril hasta sep-
tiembre, por lo que la reproducción de esta especie
en la provincia de Málaga se considera sumamente
improbable.
Las 76 observaciones se reparten en once loca-
lidades diferentes de la provincia de Málaga, como
se puede ver en la Tabla 1. Dos localidades reúnen
casi el 60% de todas las observaciones, El Tarajal,
en Málaga (32,89%) y la desembocadura del río
Vélez, en Vélez-Málaga (26,31%) cuyas caracte-
rísticas en común parecen ser un nivel somero de
Tabla 1 Localidades donde fueron registrados los individuos y nº de obser-
vaciones de polluela pintoja.
Table 1 Localities where the individuals were recorded and number of Spo-
tted Crakes observed.
114
Ramírez
Migres 1, 111-114
agua dulce, más estable en El Tarajal, y con una
cobertura vegetal compuesta por espadañas (Typha
sp.), juncos (Juncus sp., Scirpus sp., Carex sp.) y
berros (Nasturtium sp.) entre las especies dominan-
tes, con tarajes (Tamarix sp.) dispersos. No obstan-
te, hay observaciones de esta especie en lugares tan
dispares como la salina laguna de Fuente de Pie-
dra; con vegetación propia de ambientes salobres
(Sarcocornia sp., Arctrocnemun sp.), carrizales
(Phragmites sp.) y tarajes o bien encharcamien-
tos temporales como el de la fnca de Las Galle-
gas, compuesto casi exclusivamente por carrizos,
dándose, por lo demás, cualquier combinación y
proporción entre todas estas variantes. En cual-
quier caso, parece notable la preferencia de esta
especie por las masas someras de agua dulce con
cierto grado de cobertura vegetal, sin que descarte,
probablemente por falta de alternativas adecuadas,
otros ambientes menos favorables. Incluso campos
de caña de azúcar de la vega del río Guadalhor-
ce (Víctor Cobos, com. pers.) o acequias de riego,
nos hablan tanto de la fexibilidad de esta especie
a la hora de sedimentarse durante sus migracio-
nes como de la precariedad actual de los enclaves
existentes en la provincia de Málaga para alojar,
aún brevemente, a esta polluela cuyas necesidades
ecológicas podrían servir como bioindicador de la
calidad de los humedales.
Agradecimientos
A José Antonio Cortés por todo lo que me ha ense-
ñado, además de sus observaciones. También han
aportado algo más que citas mis amigos Antonio-
Román “Romano” Muñoz, Alejandro Onrubia,
Antonio Tamayo, José Antonio “Senci” Sencianes,
José Miguel Ramírez, Javier Fregenal, Juan Carlos
Granero, Miguel Domínguez, José María “el Ca-
nijo” Carpena, Víctor Cobos y, cómo no, Antonio
Miguel Pérez, con quien tantas mañanas he pasa-
do detrás de las puñeteras polluelas en El Tarajal.
Mención aparte merece Francisco Botella, “el Ki-
rry” quien me ha cedido sus valiosas observaciones
en el río Vélez con la generosidad que caracteriza
a los pajareros malagueños. Gracias a todos. Un
revisor anónimo aportó sugerencias de interés a la
nota.
Bibliografía
Alba, E. 1993 Anuario del grupo ornitológico
Malaca. Málaga, España.
Cramp, S., Simmon, K.E.L. 1980. Handbook of the
Birds of Europe, the Middle East and North
Africa. Vol. 2. Hawks to Bustards. Oxford Uni-
versity Press, Oxford, UK.
BirdLife Internacional. 2004. Birds in Europe:
population estimates, trends and conservation
status. BirdLife Conservation Series Nº 12.
Cambridge, UK.
Chacón i Cabàs, G.M. 1991. Distribución y fenolo-
gía de las polluelas en Cataluña. Quercus 61.
Chacon i Cabàs, G.M. 1997. Polluela Pintoja Por-
zana porzana. En Purroy, F.J. (ed.) Pp. 154-
155. Atlas de las aves de España, 1975-1995.
SEO/Birdlife. Lynx Edicions. Barcelona, Es-
paña.
García, L., Ibáñez, F., Garrido, H., Arroyo, J.L.,
Máñez, M., Calderón, J. 2000. Anuario orni-
tológico de Doñana. Estación Biológica de
Doñana y Ayuntamiento de Almonte. Almonte,
Huelva, España.
Garrido, M., Alba, E., González, J.M. 2004. Las
Aves Acuáticas y Marinas en Málaga y Provin-
cia. Servicio de publicaciones de la Diputación
de Málaga. Málaga, España.
Gilbert, G. 2002. The status and the habitat of Spot-
ted Crakes Porzana porzana in Britain in 1999.
Bird Study 49:79-86.
Koskimies, P., Dvorak, M. 1997. Spotted Crake
Porzana porzana. In Hagemeijer, E.J.M. &
Blair, M.J. (eds.) Pp. 224-225 The EBCC Atlas
of European Breeding Birds: Their Distribu-
tion and Abundance. T & AD Poyser, London,
UK.
Muñoz, J.D. 2008. La familia Rallidae en las ma-
rismas de Sevilla: una contribución a su cono-
cimiento. En Barragán, A., Fernández-Mejías,
J., Plata, A. & Pinilla, J. (eds.) Pp. 6-8. Anuario
Ornitológico de la provincia de Sevilla: años
2000-2006. GOSUR, Sevilla, España.
115
Áreas importantes para el carricerín cejudo en Marruecos
Migres 1, 115-119
Identifcación de áreas importantes para la migración del
carricerín cejudo Acrocephalus paludicola en Marruecos.
Resultados de la campaña 2008
Alejandro ONRUBIA
(1)
, Juan RAMÍREZ
(1)
, Antonio-Román MUÑOZ
(1)
, Fernando JUBE-
TE
(2)
, Hamid RGUIBI
(3)
, Carlos ZUMALACARREGUI
(2)
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Durante el año 2008 se han realizado prospecciones en las marismas del
Loukkos, entorno de Larache (Marruecos), para determinar la importancia
de la zona como área de sedimentación durante la migración del carrice-
rín cejudo Acrocephalus paludicola, una especie globalmente amenaza-
da. Se han realizado muestreos durante la migración primaveral (5 días
en marzo-abril) y postnupcial (6 días en septiembre) consistentes en un
esfuerzo intensivo de anillamiento, disponiendo un número variable de
redes en zonas con hábitat adecuado. Como resultado de ese esfuerzo se
han capturado 654 aves de 41 especies diferentes, con 244 capturas en
primavera y 410 en otoño, incluyendo algunas especies de interés de con-
servación como el escribano palustre Emberiza schoeniclus. Únicamente
se han capturado carricerines cejudos (2) en la campaña primaveral. Estos
resultados, provisionales, sugieren que la zona podría tener cierto interés
para el paso prenupcial y más limitado para el postnupcial.
Abstract
During 2008 two surveys were carried out in the Loukkos marshes, close
to Larache (Morocco), in order to know its stopover value during migra-
tion for the globally endangered Aquatic Warbler Acrocephalus paludico-
la. Surveys were made during spring (5 days in March-April) and autumn
migration (6 days in September), involving an intensive ringing effort with
a variable number of mist-nets set out in suitable habitats. As a result of
this effort we caught 654 birds belonging to 41 species, with 244 captures
in spring and 410 in autumn, including several species of conservation
concern such as the Reed Bunting Emberiza schoeniclus. Two Aquatic
Warblers were caught during the spring survey. These provisional results
suggest that the site could be of interest during spring migration.
Palabras clave
Acrocephalus paludicola; hu-
medal; Loukkos; Marruecos;
migración.
Keywords
Acrocephalus paludicola;
migration; Loukkos; Moroc-
co; wetland.
Correspondencia
(1)
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(aonrubia@fundacionmigres.
org)
(2)
Fundación Global Nature.
Corro del Postigo 1, Fuentes
de Nava, E-34337 Palencia
(España).
(3)
Université Chouaib Do-
ukkali, Faculté des Sciences,
Département de Biologie,
Laboratoire «Valorisation
des Ressouces Naturelles
et Biodiversité», El Jadida,
(Marruecos)
Introducción
El carricerín cejudo Acrocephalus paludicola es un
pequeño sílvido palustre mundialmente amenaza-
do, catalogado como Vulnerable a escala global,
clasifcado En Peligro a escala europea, incluido en
el Anexo I de la Directiva de Aves, en el Anexo II
del Convenio de Berna y en el Anexo II del Con-
venio de Bonn. Además se encuentra catalogado
como de Interés Especial en el Catalogo Nacional
de Especies Amenazadas.
Su área de cría actual se localiza en Rusia y Si-
116
Onrubia, Ramírez, Muñoz, Jubete, Rguibi, Zumalacarregui
Migres 1, 115-119
beria occidental, habiéndose extinguido de la ma-
yor parte de su área de distribución, que alcanzaba
Europa occidental, a lo largo del siglo XX, como
consecuencia de la pérdida del hábitat de nidifca-
ción (AWCT, 1999). Actualmente la población re-
productora se encuentra fragmentada y en declive
(BirdLife, 2004; Del Hoyo et al., 2006).
Tras la cría, los carricerines cejudos migran a
través de los Países Bajos, Luxemburgo, Francia y
España, atravesando el Mediterráneo hasta África.
Existen fuertes evidencias de que los carricerines
cejudos atraviesan Francia y la península Ibérica
durante la migración postnupcial en un eje nores-
te-suroeste, utilizando determinados herbazales
inundados de zonas húmedas y algunos tipos de
cultivos como lugares de parada y engorde previo
al tránsito sobre el mar y el desierto del Sáhara
(Onrubia et al, 2005). Se conocen algunos de los
enclaves más importantes de sedimentación de la
especie en el occidente europeo, existiendo lagunas
notables de conocimiento en la península Ibérica y,
muy especialmente, en el norte de África, donde la
información disponible es muy escasa (Atienza et
al. 2001; Julliard et al. 2006; Schaffer et al. 2006).
En cuanto a los cuarteles de invernada se co-
noce que la especie se reparte a lo largo de un área
extensa al sur del Sahara, en el occidente del conti-
nente africano, posiblemente en lagunas y llanuras
de inundación de Mauritania, Malí, Senegal y Gha-
na (Fenchuck & Lachmann 2005; Schaffer et al.
2006; Walther et al. 2007).
En la actualidad se están desarrollando distin-
tos programas de conservación tanto en sus áreas
de nidifcación como en enclaves destacados de
sus rutas migratorias (Bargain & Vivante, 2005b).
La abundante información disponible sobre áreas
de cría y poblaciones nidifcantes contrasta con la
escasez de datos sobre las áreas de invernada y las
rutas migratorias. Para paliar estas lagunas de in-
formación, en los últimos años se están realizan-
do prospecciones específcas para determinar las
áreas de invernada en Africa (localización, hábitat,
amenazas …) así como sus principales rutas migra-
torias, que incluyen la identifcación de enclaves
destacados de sedimentación, hábitats importantes
para la especie y estrategia migratoria (Torres et al,
2005; Schaffer et al., 2006). Desde distintos orga-
nismos de conservación, como BirdLife Internacio-
nal o el Aquatic Warbler Team, se ha reclamado un
mayor esfuerzo de campo para tratar de identifcar
y localizar áreas importantes para la especie duran-
te la migración y la invernada, ya que muchas de
ellas pueden estar desapareciendo o degradándose
de forma irreversible (Schaffer et al. 2006; Walther
et al. 2007).
La información disponible de esta especie en
Marruecos, donde está considerado como migra-
dor raro, es escasa y localizada en una quincena
de humedales en la costa (nueve localidades en el
atlántico y tres en el Mediterráneo y alguno en el
interior del país (tres localidades) (Thévenot et al
2003). Entre las zonas con más datos de esta espe-
cie se encuentran las marismas del bajo Loukos,
en Larache, la desembocadura del río Mouluya en
la costa mediterránea y el parque nacional Sous-
Masa, en la costa atlántica (Thévenot et al 2003;
Schaffer et al., 2006). La mayoría de estos regis-
tros (24) se produjeron durante el paso prenupcial,
entre el 2 de febrero y el 22 de abril, mientras que
en paso postnupcial es mucho más raro con sólo
cuatro observaciones en los últimos años, entre el
1 de septiembre y el 29 de octubre (Thévenot et al
2003).
En la primavera de 2007 Fundación Migres co-
menzó una serie de muestreos en Marruecos con el
objeto de localizar humedales con los requerimien-
tos de esta especie y tuvo lugar también la primera
campaña de anillamiento durante el paso postnup-
cial en las marismas del bajo Loukos, en el norte de
la costa atlántica marroquí.
Material y metodos
El complejo de zonas húmedas del bajo Loukos,
junto a la ciudad de Larache, se encuentra ubicado
en la probable ruta migratoria del carricerín ceju-
do (AWT, 1999; Schaffer et al., 2006). Cubre unas
3.600 hectáreas y está designado como zona Ram-
sar de importancia internacional (nº 1475), como
Lugar de Interés Biológico y Ecológico, y como
Zona de Interés para las Aves de Marruecos. Se
trata de un complejo de humedales que incluye es-
tuarios, marismas, riberas y lagunas de aguas dul-
ces, todo ello rodeado de estepas halóflas, cultivos
de arroz y antiguas salinas abandonadas. La zona
cuenta con amplias extensiones de lirios de agua
Iris pseudoacorus y formaciones de sauces Salix
sp., muy raras en Marruecos. El área constituye una
117
Áreas importantes para el carricerín cejudo en Marruecos
Migres 1, 115-119
zona de refugio para numerosas especies amenaza-
das como la cerceta pardilla Marmaronetta angus-
tirostris, el porrón pardo Aythya nyroca, el avetoro
Botaurus stellaris, la focha moruna Fulica cristata,
la lechuza mora Asio capensis o el propio carrice-
rín cejudo. Otro paseriforme interesante que habita
estas marismas es el escribano palustre Emberiza
schoeniclus, una especie en peligro de extinción en
Marruecos (Thévenot et al 2003), cuya única zona
de cría conocida en todo el continente africano se
encuentra precisamente en el bajo Loukos y cuya
determinación subespecífca, aún desconocida, es
actualmente objeto de estudio.
Comprobada in situ la idoneidad de la zona y
confrmada la presencia de la especie según la bi-
bliografía consultada (Thévenot et al., 2003; Scha-
ffer et al., 2006), en el año 2008 se han llevado a
cabo sendas campañas de anillamiento durante los
pasos pre y postnupcial, coincidiendo con las fechas
más favorables según la información disponible
(Thévenot et al., 2003; Schaffer et al., 2006). Du-
rante la primavera de 2008 la campaña de detección
y anillamiento se desarrolló entre el 29 de marzo y
el 3 de abril mientras que durante el paso postnup-
cial se muestreó entre el 12 y el 17 de septiembre.
Resultados y discusión
Durante la primavera de 2008 se capturaron 244
aves pertenecientes a 27 especies (ver Tabla 1), en-
tre ellas dos carricerines cejudos además de otros
dos individuos detectados visualmente. En todos
los casos, los contactos se produjeron en zonas
inundadas con lirios y espadañas Typha domin-
guensis. Entre estas 244 capturas se cuentan 3 con-
troles foráneos: dos carriceros tordales con anillas
de remite Portugal y España y un carricerín común
con remite Reino Unido. También se capturaron
dos escribanos palustres locales de los que se to-
maron muestras para su determinación genética.
Durante el paso postnupcial de 2008 no se pro-
dujeron capturas ni avistamientos de carricerín ce-
judo, a pesar de las 410 capturas de 29 especies de
aves. Entre estas capturas se incluyen varios con-
troles de carricero común con anilla francesa (2),
española (1) y República Checa (1), además de un
escribano palustre con anilla francesa. En la tabla 1
se detallan las capturas totales tanto en el paso pre-
como en el postnupcial.
Los registros de carricerín cejudo obtenidos en
estas campañas vienen a confrmar la idoneidad de
este humedal para las escalas del viaje migratorio
de esta especie. A pesar de tratarse de resultados
preliminares, la ausencia de capturas en la campa-
ña otoñal podría apuntar a que la zona tiene mayor
importancia para la migración primaveral, aspecto
este que quedaría pendiente de determinar en pros-
pecciones futuras.
Agradecimientos
En las prospecciones de campo han participado
expertos en esta especie de la Estación Biológica
de La Nava (Palencia) y del grupo de anillamiento
Txepetxa (Alava) y se ha contado con la colabora-
ción de Acciona-Transmediterránea. Nuestro más
sincero agradecimiento a todas aquellas personas
que han que han propiciado el desarrollo de estas
campañas y en especial a Gonzalo Muñoz, Luis
Barrios, Ignacio Gil de Bernabé, Soledad Hidalgo
y Mercedes Alarcón. Queremos agradecer el apo-
yo de todas las personas que han participado en
las campañas: Carlos González, Nacho Rodríguez,
Federico Cabello de Alba, Azaitz Unanue, Jordi
Gómez, Mikel Salvador y a nuestros compañeros
Miguel González, Carlos Torralvo, Blanca Pérez,
Verónica Cortés, Andrés de la Cruz y Rafael Ben-
jumea.
Bibliografía
Atienza, J.C., Pinilla, J., Justribó, J. 2001. Migra-
tion and conservation of the aquatic warbler
Acrocephalus paludicola in Spain. Ardeola 48:
197-208.
AWCT-Aquatic Warbler Conservation Team. 1999.
World population, trends and conservation sta-
tus of the Aquatic Warbler. Die Vogelwelt 120:
65-85.
Bargain, B., Vivante, B. 2005a. Primeros datos
sobre la alimentación del carricerín cejudo en
una zona de migración postnupcial de Francia.
Actas Congreso Internacional del Carricerín
Cejudo, Palencia, 18 al 20 de agosto de 2005.
Bargain, B., Vivante, B. 2005b. Importancia de la
Baie d´Audierne en la migración postnupcial
del carricerín cejudo. Actas Congreso Interna-
118
Onrubia, Ramírez, Muñoz, Jubete, Rguibi, Zumalacarregui
Migres 1, 115-119
cional del Carricerín Cejudo, Palencia, 18 al
20 de agosto de 2005.
BirdLife International. 2004. Birds in Europe: po-
pulation estimates, trends and conservation
status. Cambridge, U.K.
Del Hoyo, J. Elliott, A., Christie, D.A. 2006. Han-
dbook of the Birds of the World. Vol. 11. Old
World Flycatchers to Old World Warblers.
Lynx Edicions, Barcelona, Spain.
Fenchuk, V., Lachmann, L. 2005. New data on
the wintering range of the Aquatic Warbler in
Africa. Actas Congreso Internacional del Ca-
rricerín Cejudo, Palencia, 18 al 20 de agosto
de 2005.
Julliard, R., Bargain, B., Jiguet, F. 2006. Identi-
fying autumn migration routes for the globally
threatened Aquatic Warbler Acrocephalus pa-
ludicola. Ibis 148: 735-743.
Onrubia, A., Torres, M., Jubete, F., Arroyo, J.L.,
Bargain, B. 2005. Estrategia migradora post-
nupcial del carricerín cejudo (Acrocephalus
paludicola) en Europa Occidental. Actas Con-
greso Internacional del Carricerín Cejudo, Pa-
lencia, 18 al 20 de agosto de 2005.
Schaffer, N., Walther, B., Gutteridge, K., Rahbek,
C. 2006. The african migration and wintering
grounds of the Aquatic Warbler Acrocephalus
paludicola. Bird Conservation International
16: 33-56.
Thévenot, M., Vernon, R., Bergier, P. 2003. The
Birds of Morocco: An Annotated Checklist. Bri-
tish Ornithologists’ Union & British Ornitholo-
gists’ Club Check-list nº 20, London, UK.
Torres, M., Jubete, F., Sánchez, M., Zumalacárre-
gui, C. 2005. Migración del carricerín cejudo
en La Nava. Actas del Congreso Internacional
del Carricerín Cejudo, Palencia, 18 al 20 de
agosto de 2005.
Walther, B.A., Schaffer, N., Van Niekerk, A.,
Thuiller, W., Rahbek, C., Chown, S.L. 2007.
Modelling the winter distribution of a rare
and endangered migrant, the Aquatic Warbler
Acrocephalus paludicola. Ibis 149: 701-714.
119
Áreas importantes para el carricerín cejudo en Marruecos
Migres 1, 115-119
Tabla 1 Capturas (anillamientos + recuperaciones) realizadas en las dos campañas de anillamiento de
2008.
Table 1 Birds captured (ringings and controls) during both ringing campaings in 2008.
FORUM
Renaud DE STEPHANIS, Esteban PAVO, Christophe GUINET, Philippe
VERBORGH, Juan Manuel SALAZAR-SIERRA, Susana
GARCÍA-TÍSCAR 123
Evaluación de las poblaciones de orca Orcinus orca en aguas Andaluzas
para ser incluidas en la categoría de En Peligro de Extinción del
Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas
Luis BARRIOS 131
Euromigrans, un proyecto de seguimiento coordinado de la migración
en el paleártico occidental
MIGRES Revista de Ecología
F
O
R
U
M
123
Poblaciones de orca en Andalucía y Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas
Migres 1, 123-130
Evaluación de las poblaciones de orca Orcinus orca en
aguas Andaluzas para ser incluidas en la categoría de En
Peligro de Extinción del Catálogo Andaluz de Especies
Amenazadas
Renaud DE STEPHANIS
(1)
, Esteban PAVO
(1)
, Christophe GUINET
(2)
, Philippe VER-
BORGH
(1)
, Juan Manuel SALAZAR-SIERRA
(1)
, Susana GARCÍA-TÍSCAR
(3)
MIGRES Revista de Ecología
Correspondencia
(1)
CIRCE, Conservación,
Información y Estudio sobre
Cetáceos. Cabeza de Man-
zaneda 3, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(renaud@stephanis.org)
(2)
CEBC-CNRS, Centre
d’Estudes Biologiques de
Chizé, Centre National de
Recherche Scientifque
Français, 79360 Villiers-en-
Bois, France
(3)
Departamento de Ecolo-
gía, Universidad Autónoma
de Madrid. España.
Distribución y población de la orca
en Andalucía
Las orcas son regularmente observadas en el Es-
trecho de Gibraltar y aguas Atlánticas contiguas,
donde son residentes (De Stephanis et al., 2002;
2005a; 2005b; Esteban, 2007). También se pueden
ver esporádicamente en aguas del Mediterráneo
y en la cornisa Cantábrica (Casinos, 1981; Raga
et al., 1985; Notarbartolo di Sciara, 1987, 2002;
Hammond & Lockyer, 1987). Se puede inferir que
existen dos poblaciones de orcas en España, una en
el Estrecho de Gibraltar y otra en la cornisa Can-
tábrica. Hasta el día de hoy solo 42 individuos han
sido Ioto-identifcados en la poblacion del Estrecho
de Gibraltar, de los que el 82% son individuos adul-
tos y de los cuales al menos 3 han fallecido desde
1999 (Esteban, 2008). Estas orcas están distribui-
das a su vez en 5 grupos sociales (Fig.1).
En las fguras 2 y 3 se presentan las zonas de
distribucion de las orcas en España. En el caso del
Mediterráneo, la presencia es ocasional. En el caso
del golfo de Cádiz, tan solo se localizan entre el
Estrecho de Gibraltar y Cádiz. También hay evi-
dencias (datos no publicados) de su presencia en
aguas profundas del Golfo de Cádiz durante el pe-
riodo invernal. Finalmente, para el caso de la Cor-
nisa Cantábrica, se localizan en las zonas del País
Vasco, y de Asturias.
La poblacion de orcas del Estrecho de Gibral-
tar vive en aguas poco profundas (entre 20 y 300
metros) (De Stephanis et al., 2005a; De Stephanis
et al., 2005b). Las orcas cazan principalmente atún
rojo Thunnus thynnus entre febrero y noviembre.
Su dieta el resto del año es desconocida, aunque se
estan llevando a cabo estudios de perfles de isoto-
pos estables que ayudarán a esclarecer esta duda.
Tres de los grupos sociales interaccionan con
las pesquerías de atún rojo durante los meses ve-
raniegos. Según un estudio realizado por Esteban
(2008), estos grupos sociales tienen una tendencia
poblacional positiva. Este hecho no debería ser cau-
sa para no aplicar medidas de conservacion, ya que
podría ser un hecho puntual. Aun queda por diluci-
124
De Stephanis, Pavo, Guinet, Verborgh, Salazar-Sierra, García-Tíscar
Migres 1, 123-130
dar si esta tendencia positiva también se da en las
orcas que no interaccionan con las pesquerías. Los
mismos animales han sido observados entre 1999
y 2008. Se suelen observar constantemente entre
marzo y octubre (temporada de muestreos intensos
en la zona de estudio). A pesar de no haber sido ob-
servados durante el invierno, esto puede ser debido
a la falta de esfuerzo de búsqueda en estas épocas
del año. No se ha podido establecer ninguna co-
nexion con otras poblaciones de orcas del Atlantico
norte, y genéticamente queda probada una distancia
importante con los stocks del norte Atlántico.
Problemas de Conservación
Reducción de sus presas
Las orcas del Estrecho, y de la Cornisa Cantábri-
ca, se alimentan principalmente de atún rojo. En el
Estrecho se pueden observar pesquerías a partir de
Almadrabas entre los meses de abril y junio. Du-
rante los meses de julio a septiembre, los atunes se
suelen pescar a partir de la pesca con piedra, (desde
embarcaciones y lineas de proIundidad), de la fota
voracera de Tarifa.
Las capturas de atún en el Mediterráneo fue-
ron de aproximadamente 39000 toneladas en 1994,
mientras que en el año 2002 las capturas fueron de
casi el 50% (22000 toneladas) (FAO 2005a; FAO
2005b). Actualmente las capturas en Almadrabas,
con datos de los últimos años, reducen de una for-
ma drástica las capturas de atún en la provincia de
Cádiz (Figura 4).
Los stocks de atún son cada vez más reducidos,
debido sobre todo a la pesca en el Mediterráneo
(WWF/ATRT S.L. 2006), y no está claro si las po-
blaciones de orca serán capaces de adaptarse a otro
tipo de pesca de continuar la reduccion.
Interacciones con pesquerías
Los pescadores de atún del Estrecho se ven afecta-
dos por las intensas interacciones con las orcas. Al-
rededor del 17% de las capturas de atún realizadas
por los pescadores son recapturadas por parte de las
orcas (De Stephanis et al. 2005a). Además, existe
la impresion de que los pescadores de Almadraba
de Marruecos podrían estar matando orcas. F. Tho-
mere (com. pers.) señala que en julio de 2004 dos
orcas habrían sido matadas y seis más en septiem-
bre de 2005, si bien esta inIormacion no ha podido
Figura 1 Estructura social de las orcas en el Golfo de Cádiz y el Estrecho de Gibraltar.
Figure 1 Social structure of killer whales in the Gulf of Cadiz and the Strait of Gibraltar.
125
Poblaciones de orca en Andalucía y Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas
Migres 1, 123-130
ser confrmada. En caso de ser cierto, representaria
el 25° de la poblacion conocida en el Estrecho de
Gibraltar.
Instalación de plantas eólicas marinas
Varios parques eolicos marinos han sido propues-
tos para la zona de Trafalgar, zona de residencia de
las orcas durante gran parte del año y, en particular,
durante la época de entrada de atún rojo al Medite-
rráneo. Los efectos que estas estructuras pudieran
tener en las poblaciones de orca y en sus presas son
desconocidos. Sin embargo, se conoce que las or-
cas cazan atún por medio de acústica pasiva (Gui-
net et al., 2007), por lo que la Iase de construccion
de las plantas eolicas podria tener eIectos negativos
en las estrategias de pesca de las orcas, y por tanto
en su alimentacion.
La contaminacion acustica en la zona del Es-
trecho ya es extremadamente alta debido principal-
mente al trafco maritimo. Ademas, existe una gran
industria de avistamiento de cetáceos que se centra
en las poblaciones de orca, principalmente durante
el verano. Debido a que los barcos de avistamiento
de cetáceos aprovechan las interacciones entre las
pesquerías de atún y las orcas para localizar a es-
tas últimas, hay permanentemente embarcaciones
de avistamiento en medio de las pesquerías, lo que
perjudica el trabajo de los pescadores. Este hecho
podria aumentar la percepcion negativa por parte
de los pescadores hacia las orcas.
Figura 2 Registros de los avistamientos de orcas en el Estrecho de Gibraltar (Adaptado de de Stephanis et
al. 2005b).
Figure 2 Records of sightings of killer whales in the Strait of Gibraltar (Adapted from Stephanis et al.
2005b).
126
De Stephanis, Pavo, Guinet, Verborgh, Salazar-Sierra, García-Tíscar
Migres 1, 123-130
Medidas de Conservación actuales
El Parque Natural del Estrecho incluye parte del
area de distribucion de las orcas en el Estrecho de
Gibraltar, aunque tan solo una parte de esta. Sin
embargo, la propuesta realizada por la Sociedad
Española de Cetaceos de ampliacion del LIC del
Estrecho de Gibraltar, incluida en el Proyecto Me-
diterraneo fnanciado por la Direccion General para
la Conservacion de la Naturaleza y realizado entre
1999 y 2002, incluiría la mayor parte del área de
campeo de las orcas en esta localidad (Cañadas et
al. 2005). En el PRUG de dicho parque, que fue
aprobado a principios del año 2008, se incluyen
medidas de conservacion de cetaceos en general y
por tanto también de las orcas. Finalmente, desde
principios de 2008 el Real Decreto de Proteccion
de Cetaceos también oIrece medidas de proteccion
para esta especie a nivel nacional.
Implicaciones sociales a nivel local
de la inclusión de la orca en la cate-
goría de Peligro de Extinción
Incluir las poblaciones de orca en la categoria de
En Peligro de Extinción, implicaría legalmente la
implantacion de un plan de recuperacion para la
especie. Este tipo de planteamientos suele suscitar
variadas posturas, tanto en contra como a favor. El
mayor problema de conservacion de las orcas parece
ser la reduccion de la poblacion de atunes roios. Los
stocks están llegando a niveles muy bajos, debido
principalmente a la pesca realizada por parte de las
Figura 3 Registros de los avistamientos de orcas en la Cornisa Cantábrica, cuyas posiciones eran conocidas
(Salazar-Sierra et al., 2005).
Figure 3 Records of sightings of killer whales in the Cantabrian coast, whose positions were known (Salazar-
Sierra et al., 2005).
127
Poblaciones de orca en Andalucía y Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas
Migres 1, 123-130
fotas Irancesas, chipriotas y tunecinas en el Medite-
rráneo. Conservar a las orcas pasa obligatoriamente
por conservar los stocks de atún rojo. Por ello, al
proteger a las orcas, indirectamente debe protegerse
su alimento. Los pescadores de atún de las zonas de
Barbate, Conil de la Frontera, Zahara de los Atunes
y Tarifa no se verían afectados por tanto, ya que el
problema de conservacion del atun es una cuestion
mayoritariamente del Mediterráneo. Al contrario,
estos pescadores podrán utilizar la orca como aliada,
ya que al exponer sus problemas de pesca, podrían
exponer también los problemas de las orcas.
Por otro lado, las interacciones que existen en
julio y agosto en el Estrecho entre los pescadores y
las orcas deberían estudiarse. Que la orca esté in-
cluida en la categoría de En Peligro de Extinción,
implicaría necesariamente realizar un análisis en
profundidad de estas interacciones, y por tanto fa-
cilitaría la búsqueda de soluciones para los proble-
mas que generan estas interacciones. Por tanto, esta
categoría sería aliada de los pescadores tarifeños.
Finalmente, la industria de whale watching en el
Estrecho tendría un valor añadido a su producto. En
el caso de las empresas de avistamientos se podría
contar con una especie única en el Mediterráneo y,
en el caso del Parque Natural, una especie emble-
mática que podría servir de paraguas para una gran
cantidad de Proyectos de Educacion Ambiental.
Justiñcación
La poblacion de orcas en España se reduce a un
núcleo estable, distribuido en el Estrecho de Gi-
braltar, siendo posible observar a la especie de for-
ma oportunista en aguas del Atlantico norte e Islas
Canarias. Cada año se observa la misma poblacion
de orcas del Estrecho de Gibraltar, constituida por
cinco grupos sociales estables, y no hay evidencias
de que estos cetáceos se muevan fuera del Estrecho
o de que se mezclen con otros grupos de orcas del
Atlántico o del Mediterráneo.
Un estudio genético ha demostrado que en estos
5 grupos sociales existen al menos 2 líneas mater-
nas. Asimismo, el estudio genético demuestra cla-
ramente como podria considerarse a las orcas del
Estrecho de Gibraltar como una subpoblacion tipica
de la zona Andaluza (Esteban et al., 2007).
Un total de 42 individuos han sido foto-iden-
tifcados desde 1999 y se ha confrmado la muerte
de 3 ejemplares. De los individuos presentes en el
Estrecho el 82% son adultos (De Stephanis et al.,
2002, 2005a, 2005b; Esteban, 2007). Es posible
que algunos individuos de la poblacion no hayan
sido identifcados, pero es muy poco probable que
el número total de individuos sea mayor que 50.
Existe inIormacion no contrastada reIeren-
te a muertes intencionadas en Marruecos en los
últimos años (2 en Julio 2004 y 6 en septiembre
2005). Durante el año 2005 se observaron menos
individuos que en años anteriores, desde 1999, sin
embargo el número de capturas de atún por parte
de las almadrabas en el Estrecho de Gibraltar, su
presa principal (De Stephanis 2005; De Stephanis
et al., 2005a) se ha reducido considerablemente en
ese año, lo que podría explicar el bajo número de
orcas observadas.
Esta poblacion cumple con los criterios orien-
tadores A1, A2, C1 y/o C2 de la categoría En Pe-
ligro de Extinción para la catalogacion de taxones
aprobados por la Comision Nacional de Proteccion
de la Naturaleza el 17 de marzo de 2004.
A1
Se puede considerar que la poblacion se ha reduci-
do en al menos un 40% dentro del último siglo. Si
nos atenemos a los datos disponibles sobre muertes
de orcas, aunque conviene recordar que no han po-
dido ser confrmados, 8 individuos habrian muerto
en los últimos 2 años por causas antropogénicas,
y al menos 2 por causas naturales (uno en junio
de 1996 en la playa de La Victoria, Cádiz, y otro
en la playa del Rinconcillo, Algeciras, en mayo de
2006. Si se considera la cifra total, suma un total de
10 orcas lo que representa el 31% en 10 años (sin
contar crías). Si se extrapola a 50 años, arroja cifras
claramente incluidas dentro del criterio A1.
A2
Por lo expuesto en el apartado anterior, se infere
claramente que la poblacion podria suIrir una re-
gresion de mas del 40° en las proximas 5 gene-
raciones, o 75 años (15 años para una generacion,
Christensen, 1984: Perrin & Reilly, 1984: DuIfeld
& Miller, 1988; Olesiuk et al., 1990). Los factores
actuales de amenaza son evidentes, debido al co-
128
De Stephanis, Pavo, Guinet, Verborgh, Salazar-Sierra, García-Tíscar
Migres 1, 123-130
lapso de los stocks de atún rojo en el Mediterráneo
(WWF/ATZT S.L. 2006), y actualmente la orca
está incluida en la categoría de Interés Especial, lo
que no le confere ninguna medida de conservacion
práctica a corto plazo.
C1
Si nos atenemos a los tamaños de las poblaciones
de orcas de Noruega (347, 95° CI÷316-380, Ku-
ningas et al., 2006), como ejemplo de orcas en una
situacion Iavorable para su conservacion, la pobla-
cion de orcas de Andalucia representa el 11° de
la poblacion en aguas noruegas. Esto es claramen-
te inIerior al 25°, si estimamos que la situacion
noruega es la situacion Iavorable conocida. Si se
compara con la poblacion de la Colombia britani-
ca, con mas de 300 orcas identifcadas, la situacion
sería muy similar.
C2
Se podría inferir que la capacidad de carga del sis-
tema admitiría más de 39 orcas adultas en Anda-
lucía.
D. Criterio de expertos
En el año 2006 IUCN y ACCOBAMS realizaron
conjuntamente un workshop en Monaco, donde se
recomendo a la IUCN incluir a la subpoblacion de
orcas andaluza en la categoría En peligro Crítico
de Extinción. Para incluir la poblacion en dicha ca-
tegoría se utilizaron los criterios orientadores de la
IUCN que son mas restrictivos que los utilizados
en el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas.
En el citado Workshops estuvieron presentes los
siguientes investigadores:
Prof Alex Aguilar de la Universidad de Barce-
lona, Dr Giovanni Bearzi del Tethys Institute, Dr
Alexei Birkun Jr del Labrotatorio de Brema, Dr.
Ana Cañadas de Alnitak, Dr. Greg Donovan de
la Comision Internacional Ballenera, Dr Caterina
Fortuna del Sea Mammal Research Unit de la Uni-
veridad de St Andrews, Dr Alexandros Frantzis del
Pelagos Cetacean Research Institute, Dr SteIania
Gaspari de la Universidad de Florencia, Dr Philip
Hammond de la Universidad de St Andrews, Dr
Ada Natoli, Dr Notabartolo di Sciara de ACCO-
BAMS, Dr William Perrin de la NOAA, Dr Ran-
dall Reeves de la IUCN y Dr Renaud de Stephanis
de CIRCE.
Figura 4 Evolución de las capturas de atún rojo entre 2000 y 2005 (de 2001 no se
tienen datos), según los datos de capturas en la provincia de Cádiz de la Conseje-
ría de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía.
Figure 4 Evolution of the captures of red tuna between 2000 and 2005 (2001 no
data are available), according to the catch data for the province of Cadiz in the
Agriculture and Fisheries Agency of the Junta de Andalucía.
129
Poblaciones de orca en Andalucía y Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas
Migres 1, 123-130
Bibliografía
Cañadas, A., Sagarminaga, R., De Stephanis, R.,
Urquiola, E., Hammond, P.S. 2005. Habitat
selection models as a conservation tool: propo-
sal of marine protected areas for cetaceans in
Southern Spain. Aquatic Conservation: Marine
and Freshwater Ecosystems 15:495-521.
Casinos A. 1981. Notes on cetaceans of the Spanish
coasts III. A record oI Orcinus orca (Linnaeus,
1758) from the island of Menorca. Säugetier-
kundliche Mitteilungen 29: 80.
Christensen, I. 1984. Growth and reproduction oI
killer whales Orcinus orca in Norwegian coast-
al waters. In: Perrin, W.F., Brownell, R.L. Jr. &
DeMaster, D.P. (eds.) Pp. 253-258. Reproduc-
tion in whales, dolphins and porpoises. Rep.
Int. Whal. Commn (Special Issue 6).
De Stephanis R. 2005. Distribucion de cetaceos en
el Estrecho de Gibraltar en Iuncion de paramet-
ros oceanografcos en condiciones estivales.
M.Sc. Thesis, Universidad de Cádiz, España.
De Stephanis, R., Perez-Gimeno, N., Salazar,Sierra
J.M., Poncelet, E., Guinet, C. 2002. Interac-
tions between killer whales (Orcinus orca) and
red tuna (Thunnus thynnus) fshery in the Strait
of Gibraltar. Fourth International Orca Sympo-
sium and Workshop, France. pp. 138-142.
De Stephanis, R., Guinet, C., Buisson, L., Ver-
borgh, P., Dominici, P. 2005a. Population sta-
tus, social organisation and feeding strategies
of killer whales (Orcinus orca) in the Strait of
Gibraltar. 19th Annual Conference of the Eu-
ropean Cetacean Society. La Rochelle, France.
April 2-7.
De Stephanis, R., Verborgh, P., Pérez-Gimeno, N.,
Sánchez-Cabanes, A., Pérez-Jorge, S., Este-
ban-Pavo, R., Séller, N., Urquiola E., Guinet
C. 2005b. ,PSDFWRV SURGXFLGRV SRU HO WUi¿FR
marítimo en las poblaciones de cetáceos en el
estrecho de Gibraltar. Situación actual y pre-
visiones de futuro. Direccion General para la
Biodiversidad del Ministerio de Medio Ambi-
ente. 140 pp.
DuIfeld, D.A., Miller, K.W. 1988. Demographic
features of killer whales in oceanaria in the
United States and Canada, 1965-1987. Rit
Fiskideildar 11: 297-306.
Esteban, R., Verborgh, P., de Stephanis, R., García
Tiscar, S., Almunia, S., Pérez, S., Jaget, Y.,
Barrett-Lennard, L., Yueh. H., Guinet, C. 2007.
Estudio genético de orcas del Estrecho de Gi-
braltar. Direccion General para la Biodiversi-
dad, Ministerio de Medio Ambiente. Madrid,
España.
Esteban, R., Verborgh, P., Pérez, S., Jaget, Y.,
García Tiscar, S., Guinet, C., Almunia, J., de
Stephanis, R. 2008. Are the interactions with
tuna fsheries a negative issue Ior the killer
whales in the Strait of Gibraltar? 22nd Ann.
Meeting European Cetacean Society, Egmond
aan Zee, The Netherlands 10-12 March 2008.
FAO. 2005a. %OXH¿Q WXQD LQ WKH VSRWOLJKW. FAO
Newsroom http://www.fao.org/newsroom/en/
focus/2005/107379/article_107386en.html)
FAO. 2005b. Review of the state of world marine
¿VKHU\UHVRXUFHV. FAO Fisheries Technical Pa-
per 457.
Guinet, C., Domenici, P., de Stephanis, R., Barrett-
Lennard, L., Ford, J.K.B., Verborgh, P. 2007.
Killer whale predation on bluefn tuna: explor-
ing the hypothesis of the endurance-exhaustion
technique. Marine Ecology Progress Series
347: 111-119.
Hammond, P., Lockyer, C. 1987, Distribution of
Killer whales in the eastern North Atlantic. Rit
Fiskideildar 11: 24-41
Kuningas, S., Similä, T., Hammond, P.S. 2006.
Estimating the abundance of killer whales (or-
cinus orca) off northern norway using photo-
identifcation and mark-recapture methods. in
European Cetacean Research. Evans, P. (ed.),
Gydnia.
Notarbartolo di Sciara, G. 1987. Killer whale, Or-
cinus orca, in the Mediterranean Sea. Marine
Mammal Science 3: 356-360.
Notarbartolo di Sciara, G. 2002. Cetacean species
occurring in the Mediterranean and Black Seas.
In Notarbartolo di Sciara, G. (ed.) Cetaceans
of the Mediterranean and Black Seas: state of
knowledge and conservation strategies. Sec-
tion 3. A report to the ACCOBAMS Interim
Secretariat. ACCOBAMS Interim Secretariat,
Monaco.
Olesiuk, P.F., Bigg, M.A., Ellis, G.M. 1990. Life
history and population dynamics of resident
killer whales (Orcinus orca) in the coastal wa-
ters of British Columbia and Washington State.
130
De Stephanis, Pavo, Guinet, Verborgh, Salazar-Sierra, García-Tíscar
Migres 1, 123-130
Reports of the International Whaling Commis-
sion (special issue) 12: 209-243.
Perrin, W.F., Reilly, S.B. 1984. Reproductive pa-
rameters of dolphins and small whales of the
family Delphinidae. Reports of the Internation-
al Whaling Commission 6: 97-134.
Raga, J.A., Raduan, A., Blanco, C. 1985. Con-
tribucion al estudio de la distribucion de Ce-
taceos en el Mediterraneo y Atlantico Ibérico.
Miscelánea Zoologica 9: 361-366.
Salazar-Sierra, J.M., Marcos-IpiĔa, Atxukarro I.,
De Stephanis, R. 2005, Cetacean populations
study in the Gulf of Biscay and South of Great
Sole from Fishing boats. European Cetacean
Research 19, Ed Peter Evans, La Rochelle
WWF/ATRT S.L. 2006. The plunder oI bluefn tuna
in the Mediterranean and East Atlantic in 2004
and 2005 Uncovering the real story. The col-
lapse oI fsheries management. An independent
study conducted by ATRT, S.L. for WWF.
131
Euromigrans
Migres 1, 131-133
Euromigrans, un proyecto de seguimiento coordinado de
la migración en el paleártico occidental
Luis BARRIOS
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Un reciente informe del Grupo de Expertos en Biodiversidad y Cambio
Climático, que asesora a los países frmantes del Convenio de Berna, pro-
pone la puesta en marcha de una red de trabajo que organice los diferentes
centros de seguimiento de la migración de aves en Europa. El objetivo
general es el de coordinar y sistematizar los distintos proyectos de estu-
dio sobre migración de aves que desarrollan cada uno de los miembros
de la red para asumir conjuntamente el objetivo de detectar cambios en
el comportamiento migratorio de las distintas especies y de evaluar sus
tendencias poblacionales. Así nace Euromigrans, Western Palearctic Bird
Migratory Network, iniciativa promovida desde España por la Fundación
Migres y cuya Web (www.euromigrans.org) pretende facilitar la consecu-
ción de los siguientes objetivos específcos: 1) establecer estándares míni-
mos para los datos, 2) proporcionar asesoramiento para el diseño o ajuste
metodológico y 3) propiciar la comunicación fuida entre investigadores
del fenómeno migratorio.
Abstract
A recently submitted report by the Experts Group on Biodiversity and
Global Change, advising Bern Convention Parties, suggest to create a
network to promote the coordination of the different European bird migra-
tion watchsites. The main goal of the network is to advance in the use of
common standards for migrating counts in order to detect changes in the
specie’s migratory behaviour and to monitor their population trends. Eu-
romigrans, the Western Palearctic Bird Migratory Network, is an initia-
tive promoted from Spain by Fundación Migres. Its aims are to facilitate
the following specifc goals: 1) to fx minimum standards for migrating
counts, 2) to give advise for methodological designs and 3) to provide
readily communication to watchsites members.
Palabras clave
cambio climático; Estrecho
de Gibraltar; Migres; Euromi-
grans; red de seguimiento de
la migración.
Keywords
climatic change; Euromi-
grans; migratory network;
Migres; Strait of Gibraltar.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(lbarrios@fundacionmigres.
org)
132
Barrios
Migres 1, 131-133
Recientemente se ha puesto en marcha Euromi-
grans (Western Paleartic Bird Migratory Network).
Esta iniciativa, promovida desde España por la
Fundación Migres, tiene como fnalidad impulsar
la coordinación entre los distintos proyectos de se-
guimiento de migración de aves que se desarrollan
en el Paleártico occidental.
Los países miembros del Consejo de Europa,
frmantes del Convenio para la conservación de la
vida silvestre y del medio natural de Europa (Con-
venio de Berna), cuentan con el asesoramiento de
un grupo de expertos en biodiversidad y cambio
climático. El objetivo principal de este grupo de
expertos es proveer a las partes frmantes del Con-
venio de Berna con la información más actualizada
y precisa sobre cómo el cambio climático podría
afectar a la biodiversidad en Europa, y qué líneas
de actuación podrían ponerse en marcha para de-
tectar indicadores de cambio para, en caso de pro-
barse necesario, atajar los eventuales efectos nega-
tivos en este sentido. Esta información deberá ser
usada como una de las bases sobre las que diseñar
las políticas ambientales en Europa.
Miguel Ferrer, profesor de investigación del
Consejo Superior de Investigaciones Científcas
y presidente de la Fundación Migres, forma parte
de este grupo de expertos. Junto a Keith Bildstein,
director científco del Hawk Mountain Sanctuary,
e Ian Newton, profesor del Centro de Ecología e
Hidrología del Reino Unido, también miembros
del comité científco de la Fundación Migres, ha
preparado un documento donde se identifcan los
posibles efectos del cambio climático sobre las
aves migratorias y sus estrategias de migración y
se proponen una serie de actuaciones para la con-
servación de estas especies.
Entre las iniciativas que este informe propone
destaca el poner en marcha una red de trabajo que
organice los diferentes centros de seguimiento de
la migración de aves en Europa. El objetivo general
sería coordinar y sistematizar los distintos proyec-
tos de estudio sobre migración de aves que desarro-
llen cada uno de los miembros de la red, partiendo
de la base de que los proyectos de seguimiento con-
tinuado son fundamentales para detectar cambios
en el comportamiento migratorio de las distintas
especies y para evaluar sus tendencias poblacio-
nales. Asimismo, el informe propone focalizar el
esfuerzo de seguimiento sobre aquellos grupos de
especies que puedan aportar mayor información
sobre aquellas variables con sentido biológico. Los
autores consideran que entre estos grupos destacan
las aves rapaces, las aves acuáticas, las aves mari-
nas y algunas especies de paseriformes.
Además, los autores del documento conside-
ran de máxima importancia fomentar el estudio y
seguimiento de la migración en el sur de Europa,
donde este tipo de proyectos se ha desarrollado con
menor intensidad que en latitudes más septentrio-
nales del continente. Destacan a la zona del Estre-
cho de Gibraltar como un punto de especial interés,
por servir de puente entre Europa y África y puerta
entre el Atlántico y el Mediterráneo a millones de
individuos de decenas de especies migradoras.
Con estas recomendaciones en mente, desde
la Fundación Migres se decidió impulsar la puesta
en marcha de la red de trabajo de coordinación de
centros dedicados al estudio de la migración. Como
primer paso, y con la colaboración del Profesor
Massimo Pandolf, de la Universidad italiana de
Urbino, en junio de 2008 se convocó una reunión
en el Parque Nacional de Gargano, donde partici-
paron representantes de centros de estudio de la mi-
gración de Francia, España, Italia, Grecia e Israel.
Los trabajos se desarrollaron en un doble senti-
do. En primer lugar cada centro hizo una presenta-
ción detallada de sus proyectos, con especial aten-
ción a: 1) las características geográfcas de cada
sitio, 2) el comportamiento migratorio de las aves
en la zona, 3) los diseños metodológicos y protoco-
los de trabajo utilizados para realizar los conteos,
4) las características de los datos que están siendo
obtenidos y 5) los análisis con los que dichos datos
son tratados para la obtención de resultados.
En segundo lugar, se discutieron los múltiples
problemas que se plantean en los proyectos de se-
guimiento de migración de aves para resolver la
necesidad, propia de cualquier trabajo científco,
de obtener datos objetivos y comparables a largo
plazo. La infuencia de las variables meteorológi-
cas en el establecimiento de pasillos migratorios a
escala local y en el comportamiento de las aves y
el control del esfuerzo de muestreo a lo largo de los
años fueron los principales temas de debate.
Finalmente, se acordó que la red de trabajo
fuera lo más abierta posible dando cabida en ella
a los proyectos relacionados con la migración de
aves interesados en participar. Como primer paso
133
Euromigrans
Migres 1, 131-133
se decidió crear una Web que sirviera como foro de
encuentro y como herramienta dinámica que per-
mitiera la comunicación fuida entre los miembros
de la red.
Así nace Euromigrans, Western Palearctic Bird
Migratory Network, cuya Web (www.euromigrans.
org) se encuentra, a la hora de escribir estas líneas,
en periodo de prueba. La Web está estructurada de
manera que cada miembro de la red podrá disponer
de una página donde colgar toda la información re-
lativa a sus proyectos de seguimiento. Habrá una
serie de páginas comunes donde se podrán colgar
documentos de interés y establecer discusiones, fo-
ros y debates en línea. Además, se está desarrollan-
do un motor de análisis de datos para que cualquier
persona interesada pueda consultar de manera grá-
fca los resultados de los conteos de los distintos
observatorios miembros de la red.
El fn último de esta iniciativa es establecer un
sistema de análisis conjunto de los datos de los dis-
tintos puntos migratorios que permita evaluar, en
un ámbito paneuropeo, tendencias poblacionales,
fenologías migratorias, o eventuales cambios de
comportamiento migratorio fruto del cambio glo-
bal en los grupos de aves seleccionados. Para ello
es fundamental promover el desarrollo de una base
de datos común que recoja información del mayor
número de observatorios distribuidos a través de
toda el área geográfca por donde transcurren las
rutas migratorias entre Europa y África.
La estructura de la Web pretende facilitar todo
lo anterior, persiguiendo los siguientes objetivos
específcos:
- Fomentar el establecimiento de estándares
mínimos que han de cumplir los datos que
recojan cada uno de los observatorios.
- Proporcionar asesoramiento para el diseño o
ajuste metodológico de aquellos proyectos
que lo requieran para conseguir el objetivo
anterior.
- Propiciar la comunicación fuida entre in-
vestigadores involucrados en proyectos de
seguimiento de la migración.
Carlos Alberto TORRALVO, David CUENCA, Juan RAMÍREZ 7 3 1
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
9 6 1 Juan Manuel SALAZAR-SIERRA
Lista sistemática de los cetáceos del Estrecho de Gibraltar
5 7 1 Juan RAMÍREZ
Noticiario Ornitológico del Estrecho de Gibraltar 2008
MIGRES Revista de Ecología
137
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Carlos Alberto TORRALVO, David CUENCA, Juan RAMÍREZ
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Se elabora la lista sistemática de las aves presentes en el ámbito del Es-
trecho de Gibraltar recopilando la información existente en las distintas
publicaciones consultadas, obteniendo un total de 415 especies. Se le asig-
nan a cada especie el estatus diferenciando, si es necesario, si corresponde
al norte o sur del Estrecho de Gibraltar, el criterio de selección (norma
para seleccionar la aparición de las especies en noticiarios ornitológicos)
y se menciona si es rareza.
Abstract
This article provides the systematic list of the birds of the Strait of Gibral-
tar giving a total of 415 species. For each species it is assigned its status
distinguishing, if necessary, if it corresponds to the north or south shore
of the Strait of Gibraltar, the criteria for selection (selection rules for the
occurrence of bird species in the ornithological report) and it is mentioned
if the species is a rarity.
Palabras clave
lista; aves; Estrecho de
Gibraltar.
Keywords
list; birds; Strait of Gibraltar.
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(ctorralvo@fundacionmigres.
org)
En la presente lista se incluyen, en órden sistemá-
tico (Bernis et al. 1994; 1996; 1998; Clavell et al.
2005; De Juana et al. 2005; 2007), todas las espe-
cies de aves que han sido observadas en el Estrecho
de Gibraltar, desde el siglo XX hasta el año 2008,
incluyendo el Campo de Gibraltar y la comarca de
La Janda, Ceuta, Gibraltar y norte de Marruecos
(regiones de Tánger-Tetouán, Garb-Chrarda-Beni
Hsen, Taza-Alhucemas-Taunat y Oriental) (Te-
llería 1981; Beaman & Madge 1998; Jiménez &
Navarrete 2001; Barros & Rios 2002; Martí & del
Moral 2003; Thévenot et al. 2003; De Juana 2006;
Gónzalez 2006; Roemhild & Mayer 2006; GONHS
& García 2008).
Para cada especie se proporciona la siguiente
información:
i) Nombre en Castellano 1RPEUH FLHQWt¿-
co (Bernis et al. 1994, 1996, 1998, 2007;
Clavell et al. 2005; De Juana et al. 2005;
2007)
Nombre en Inglés (Del Hoyo et al. 1992,
1997; Clavell et al. 2005; Dubley et al. 2006;
Avibase), Nombre en Francés (Del Hoyo
et al. 1992, 1997; Comisión de l´Avifaune
Française 2007; Avibase).
ii) Estatus.
Entendido como la situación relativa de la
especie dentro del marco de referencia del
Estrecho de Gibraltar. Dicho estatus, debido
a diIerencias biogeografcas, podra diIerir
entre continentes. Además, en el caso de las
subespecies, estas se refeiaran por separado
siempre que sea necesario.
Los códigos empleados son los siguientes:
138
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
iii)Criterio de selección.
Norma general que determina la aparición
o no de las citas de la especie. El criterio de
seleccion, debido a diIerencias biogeograf-
cas, podrá diferir entre continentes.
Los critérios empleados son los siguientes:
- Citas de interés: incluye todas las citas de
fechas fenológicas extremas (de reproduc-
ción, invernada y/o migración), localización
y números no habituales para la especie, así
como otras citas de interés como las refe-
rentes a nuevas cuadrículas de reproducción
o las que puedan repercutir a la conserva-
ción de la especie. Generalmente empleado
para especies comunes.
- Todas las citas recibidas: incluye todas
las observaciones registradas para la espe-
cie. Este criterio se emplea para rarezas,
especies poco conocidas, singulares o para
las que poseen un estatus de protección ele-
vado.
iv) Con un asterisco (*) se marcan las especies
consideradas actualmente rarezas a nivel
nacional por el Comité de Rarezas de SEO/
BirdLife (Dies et al. 2008) y con (**) las
especies consideradas rarezas en Marruecos
(Go-South Bull).
Abreviaturas empleadas en el texto de la lista
sistemática:
ne = norte del estrecho. Zona correspondiente a
la España peninsular y Gibraltar.
se = sur del estrecho. Zona correspondiente a
Ceuta y norte de Marruecos.
Lista sistemática de aves del Estre-
cho de Gibraltar
Ánsar careto Anser albifrons
White-fronted Goose, Oie rieuse
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Ánsar común Anser anser
Greylag Goose, Oie cendrée
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Barnacla cariblanca Branta leucopsis
Barnacle Goose, Bernache nonnette
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Barnacla carinegra Branta bernicla
Brent Goose, Bernache cravant
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
139
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Tarro canelo Tadorna ferruginea
Ruddy Shelduck, Tadorne casarca
Estatus: ne A; se O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Tarro blanco Tadorna tadorna
Common Shelduck, Tadorne de Belon
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Pato mandarín Aix galericulata
Mandarin Duck, Canard mandarin
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Silbón europeo Anas penelope
Eurasian Wigeon, Canard sifñeur
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Ánade friso Anas strepera
Gadwall, Canard chipeau
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Cerceta común Anas crecca
Common Teal, Sarcelle d´hiver
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Ánade azulón Anas platyrhynchos
Mallard, Canard colvert
Estatus: R, I.
Criterio: citas de interés.
Ánade rabudo Anas acuta
Pintail, Canard pilet
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Cerceta carretota Anas querquedula
Garganey, Sarcelle d´été
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Cuchara común Anas clypeata
Northern Shoveler, Canard souchet
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Cerceta pardilla Marmaronetta angustirostris
Marbled Duck, Sarcelle marbrée
Estatus: ne O, se ro.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pato colorado 1HWWDUX¿QD
Red-crested Pochard, Nette rousse
Estatus: O.
Criterio: citas de interés.
Porrón europeo Aythya ferina
Common Pochard, Fuligule milouin
Estatus: I.
Criterio: citas de intrés.
Porrón acollarado Aythya collaris
Ring-necked Duck, Fuligule à bec cerlé
Estatus: A* **.
Criterio: todas citas recibidas.
Porrón pardo Aythya nyroca
Ferruginous Duck, Fuligule nyroca
Estatus: ne O, se no.
Criterio: ne todas las citas recibidas, se citas de in-
terés.
Porrón moñudo Aythya fuligula
Tufted Duck, Fuligule morillon
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Porrón bastardo Aythya marila
Greater Scaup, Fuligule milouinan
Estatus: A**.
Criterio: todas citas recibidas.
Negrón común Melanitta nigra
Common Scoter, Macreuse noire
Estatus: I, p.
Citerio: todas las citas recibidas.
Negrón especulado Melanitta fusca
Velvet Scoter, Macreuse brune
Estatus: A**.
Criterio: todas citas recibidas.
Porrón osculado Bucephala clangula
Common Goldeneye, Garrot à oeil d´or
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
140
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Serreta chica Mergus albellus
Smew, Harle piette
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Serreta mediana Mergus serrator
Red-breasted Merganser, Harle huppé
Estatus: ne O, se A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Serreta grande Mergus merganser
Goosander, Harle bièvre
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Malvasía cabeciblanca Oxyura leucocephala
White-headed Duck, Érismature à tête blanche
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Perdiz roja Alectoris rufa
Red-legged Partridge, Perdrix rouge
Estatus: ne R, se A.
Criterio: ne sólo citas de interés; se todas las citas.
Perdiz moruna Alectoris barbara
Barbary Partridge, Perdrix gambra
Estatus: ne r; se R.
Criterio: se citas de interés, ne todas las citas fuera
del Peñón de Gibraltar.
Codorniz común Coturnix coturnix
Common Quail, Caille des blés
Estatus: E, r.
Criterio: citas de interés.
Faisán vulgar Phasianus colchicus
Common Pheasant, Faisan de Colchide
Estatus provincial: R, introducida.
Criterio: citas de interés.
Colimbo chico Gavia stellata
Red-throated Diver, Plongeon catmarin
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Colimbo ártico Gavia arctica
Black-throated Diver, Plongeon arctique
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Colimbo grande Gavia immer
Great Northern Diver, Plongeon imbrin
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Zampullín común 7DFK\EDSWXVUX¿FROOLV
Little Grebe, Grèbe castagneux
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Somormujo lavanco Podiceps cristatus
Great Crested Grebe, Grèbe huppé
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Somormujo cuellirrojo Podiceps grisegena
Red-necked Grebe, Grèbe jougris
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Zampullín cuellirojo Podiceps auritus
Slavonian Grebe, Grèbe esclavon
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Zampullín cuellinegro Podiceps nigricollis
Black-necked Grebe, Grèbe à cou noir
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Albatros ojeroso Thalassarche melanophris
Black-browed Albatross, Albatros à sourcils
noirs
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Fulmar boreal Fulmarus glacialis
Fulmar, Fulmar boréal
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Petrel damero Daption capense
Cape Petrel, Damier du Cap
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Petrel de Bulwer Bulweria bulwerii
Bulwer´s Petrel, Pétrel de Bulwer
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
141
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Pardela cenicienta Calonectris diomedea
Cory`s Shearwater, Pufün cendré
Estatus: I, P.
Criterio: citas de interés.
Pardela capirotada 3XI¿QXVJUDYLV
Great Shearwater, Pufün majeur
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pardela sombría 3XI¿QXVJULVHXV
Sooty Shearwater, Pufün fulgineux
Estatus: O**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pardela balear 3XI¿QXVPDXUHWDQLFXV
Balearic Shearwater, Pufün des Baléares
Estatus: I, P.
Criterio: citas de interés.
Pardela mediterránea 3XI¿QXV\HONRXDQ
Levantine Shearwater, Pufün yelkouan
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
Pardela pichoneta 3XI¿QXVSXI¿QXV
Manx Shearwater, Pufün des Anglais
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pardela chica 3XI¿QXVDVVLPLOLV
Little Shearwater, Pufün semblable
Estatus: A* **.
Criterio: todas la citas recibidas.
Paiño de wilson Oceanites oceanicus
Wilson´s Storm-petrel, Océanite de Wilson
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Paiño europeo Hydrobates pelagicus
European Storm-petrel, Océanite tempête
Estatus: i, p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Paíño boreal Oceanodroma leucorhoa
Leach`s Store-petrel, Océanite culblanc
Estatus: p**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Rabijunco etéreo Phaethon aethereus
Red-billed Tropicbird, Phaeton à bec rouge
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Piquero enmascarado Sula dactylatra
Masked Booby, Fou masqué
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Alcatraz atlántico Morus bassanus
Northern Gannet, Fou de Bassan
Estatus: I, P, r.
Criterio: citas de interés.
Cormorán grande Phalacrocorax carbo
Great Cormorant, Grand cormoran
Estatus: I, P.
Criterio: citas de interés.
Cormorán moñudo Phalacrocorax aristotelis
Shag, Cormoran huppé
Estatus: r.
Criterio: todas las citas recibidas fuera del Peñón
de Gibraltar.
Pelícano común Pelecanus onocrotalus
White Pelican, Pelican blanc
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pelícano rosado Pelecanus rufescens
Pink-backed Pelican, Pélican gris
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Avetoro común Botaurus stellaris
Great Bittern, Butor étoilé
Estatus: ne p; se R**.
Criterio: todas las citas recibidas para el ne, citas de
interés para el se.
Avetorillo común Ixobrychus minutus
Little Bittern, Blongios nain
Estatus: e, i.
Criterio: citas de interés.
142
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Martinete común Nycticorax nycticorax
Night Heron, Bihoreau gris
Estatus: e, i.
Criterio: citas de interés.
Garcilla cangrejera Ardeola ralloides
Squacco Heron, Cravier chevelv
Estatus: e, p, i.
Criterio: citas de interés.
Garcilla bueyera Bubulcus ibis
Cattle Egret, Héron garde-boeufs
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Garceta dimorfa Egretta gularis
Western Reef Heron, Aigrette des récifs
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Garceta común Egretta garzetta
Little Egret, Aigrette garzette
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Garceta grande Egretta alba
Great White Egret, Grande Aigrette
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Garza real Ardea cinerea
Grey Heron, Héron cendré
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Garza imperial Ardea purpurea
Purple Heron, Héron pourpré
Estatus: e, p.
Criterio: citas de interés.
Cigüeña negra Ciconia nigra
Black Stork, Cigogne noire
Estatus: p.
Criterio: citas de interes.
Cigüeña blanca Ciconia ciconia
White Stork, Cigogne blanche
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Marabú africano Leptoptilos crumeniferus
Marabou Stork, Marabout d´Afrique
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Ibis sagrado 7KUHVNLRUQLVDHWKLRSLFXV
Sacred Ibis, Ibis sacré
Estatus: ne O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Morito común Plegadis falcinellus
Glossy Ibis, Ibis falcinelle
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Ibis eremita Geronticus eremita
Bald Ibis, Ibis chauve
Estatus: *reintroducida.
Criterio: todas las citas recibidas.
Espátula común Platalea leucorodia
Eurasian Spoonbill, Spatule blanche
Estatus: R, p.
Criterio: citas de interés.
Flamenco común Phoenicopterus roseus
Greater Flamingo, Flamant rose
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
Aura gallipavo Cathartes aura
Turkey Vulture, Urubu à tête rouge
Estatus: Es.
Criterio: Todas las citas recibidas.
Zopilote negro Coragyps atratus
American Black Vulture, Urubu noir
Estatus: Es.
Criterio: Todas las citas recibidas.
Abejero europeo Pernis apivorus
European Honey-buzzard, Bondrée apivore
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Elanio común Elanus caeruleus
Black-shouldered Kite, Élanion blanc
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
143
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Foto 1 Grupo de cigüeñas blancas Ciconia ciconia en migración postnupcial. Foto: Teo Todorov.
Photo 1 White Stork Ciconia ciconia group in postnuptial migration. Photo: Teo Todorov.
Foto 2 Dos ibis eremitas Geronticus eremita procedentes del plan de reintroducción. Foto: Pako Zufaur.
Photo 2 Two Bald Ibis Geronticus eremita from the reintroduction plan. Photo: Pako Zufaur.
144
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Milano negro Milvus migrans
Black Kite, Milan noir
Estatus: P, e.
Criterio: citas de interés.
Milano real Milvus milvus
Red Kite, Milan royal
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
Quebrantahuesos Gypaetus barbatus
Lammergeier, Gypaète barbu
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Alimoche común Neophron percnopterus
Egyptian Vulture, Vautour percnoptère
Estatus: e, p.
Criterio: citas de interés.
Alimoche sombrio Necrosyrtes monachus
Hooded Vulture, Vautour charognard
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Buitre dorsiblanco africano Gyps africanus
African White-backed Vulture, Vautour
d´Afrique
Estatus: A.
Criterio: Todas las citas recibidas.
Buitre leonado Gyps fulvus
Griffon Vulture, Vautour fauve
Estatus: ne R, p; se p.
Criterio: citas de interés.
Buitre moteado Gyps rueppellii
Rüppell´s Vulture, Vautour de Rüppell
Estatus: O, p* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Buitre negro Aegypius monachus
Monk Vulture, Vautour moine
Estatus: O **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Culebrera europea Circaetus gallicus
Short-toed Eagle, Circaète Jean-le-blanc
Estatus: e, P.
Criterio: citas de interés.
Aguilucho lagunero occidental Circus aerugino-
sus
Marsh Harrier, Busard des roseaux
Estatus: I, r, p.
Criterio: citas de interés.
Aguilucho pálido Circus cyaneus
Hen Harrier, Busard Saint-Martin
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Aguilucho papialbo Circus macrourus
Pallid Harrier, Busard pâle
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Aguilucho cenizo Circus pygargus
Montagu´s Harrier, Busard cendré
Estatus: e, p.
Criterio: citas de interés.
Azor común Accipiter gentiles
Northern Goshawk, Autour des palombes
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Gavilán común Accipiter nisus
Eurasian Sparrowhawk, Épervier d´Europa
Estatus: r, P.
Criterio: citas de interés.
Busardo ratonero Buteo buteo
Common Buzzard, Buse variable
Estatus: ne R; se i.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas; todas
las citas subespecie vulpinus.
Busardo moro %XWHRUX¿QXV
Long-legged Buzzard, Buse féroce
Estatus: ne* O, se R.
Criterio: ne todas las citas recibidas; se citas de in-
terés.
Águila pomerana Aquila pomarina
Lesser Spotted Eagle, Aigle pomarin
Estatus: p* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
145
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Foto 3 Joven de abejero europeo Pernis apivorus. Foto: Pako Zufaur.
Photo 3 Juvenile European Honey-buzzard Pernis apivorus. Photo: Pako Zufaur.
Foto 4 Buitre moteado Gyps rueppellii en su tercer año calendario junto a un ejemplar juvenil de buitre leo-
nado Gyps fulvus. Foto: Teo Todorov.
Photo 4 Rüppell´s Vulture Gyps rueppellii in its third calendar year with a juvenile Griffon Vulture Gyps fulvus.
Photo: Teo Todorov.
146
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Águila moteada Aquila clanga
Spotted Eagle, Aigle criard
Estatus: O* **.
Criterio: Todas las citas recibidas.
Águila rapax Aquila rapax
Tawny Eagle, Aigle ravisseur
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Águila esteparia Aquila nipalensis
Steppe Eagle, Aigle des steppes
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Águila imperial ibérica Aquila adalberti
Spanish Imperial Eagle, Aigle ibérique
Estatus: ne r, se A**.
Criterio: citas de interés.
Águila real Aquila chrysaetos
Golden Eagle, Aigle royal
Estatus: ne O; se r.
Criterio: todas citas recibidas.
Águililla calzada Hieraaetus pennatus
Booted Eagle, Aigle botté
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Águila-azor perdicera Hieraaetus fasciatus
Bonelli´s Eagle, Aigle de Bonelli
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Águila pescadora Pandion haliaetus
Osprey, Balbuzard pêcheur
Estatus: r, i, p.
Criterio: citas de interés.
Cernícalo primilla Falco naumanni
Lesser Kestrel, Faucon crécerellette
Estatus: E, i, p.
Criterio: citas de interés.
Cernícalo vulgar Falco tinnunculus
Common Kestrel, Faucon crécerelle
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Foto 5 Adulto de águila pescadora Pandion haliaetus. Foto: Pako Zufaur.
Photo 5 Adult of Osprey Pandion haliaetus. Photo: Pako Zufaur.
147
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Cenícalo patirrojo Falco vespertinus
Red-footed Falcon, Faucon kobez
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Esmerejón Falco columbarius
Merlin, Faucon émerillon
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Alcotán europeo Falco subbuteo
Hobby, Faucon hobereau
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Halcón de Eleonora Falco eleonorae
Eleonora´s Falcon, Faucon d´Éléonore
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Halcón borni Falco biarmicus
Lanner Falcon, Faucon lanier
Estatus: ne* O; se r.
Criterio: todas las citas recibidas ne.
Halcón sacre Falco cherrug
Saker Falcon, Faucon sacre
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Halcón peregrino Falco peregrinus
Peregrine Falcon, Faucon pèlerin
Estatus: R, p.
Criterio: citas de interés.
Halcón tagarote Falco pelegrinoides
Barnary Falcon, Faucon de Barbarie
Estatus: ne A, se A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Torillo andaluz Turnix sylvaticus
Small Buttonquail, Turnix mugissant
Estatus: Extinguida* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Rascón europeo Rallus aquaticus
Water Rail, Râle d´eau
Estatus: i, ro.
Criterio: todas las citas recibidas.
Polluela pintoja Porzana porzana
Spotted Crake, Marouette ponctuée
Estatus: p, i **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Polluela bastarda Porzana parva
Little Crake, Marouette pousin
Estatus: p**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Polluela chica Porzana pusilla
Baillon´s Crake, Marouette de Baillon
Estatus: p, ro**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Guión de codornices Crex crex
Corn Crake, Râle des genêts
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gallineta común Gallinula chloropus
Moorthen, Gallinule poule-d´eau
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Gallineta chica Gallinula angulata
Lesser Moorhen, Gallinule africaine
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Calamoncillo africano Pophyrio alleni
Allen´s Gallinule, Talève d´Allen
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Calamón común Porphyrio porphyrio
Purple Swamp-hen, Talève sultane
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Focha común Fulica atra
Common Coot, Foulque macroule
Estatus: r, I.
Criterio: citas de interés.
Focha moruna Fulica cristata
Red-knobbed Coot, Foulque caronculée
Estatus: ne A; se R.
Criterio: todas las citas recibidas ne. Números
máximos se.
148
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Grulla común Grus grus
Common Crane, Grue cendrée
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Sisón común Tetrax tetrax
Little Bustard, Outarde canepetière
Estatus: ne r, se O**.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Avutarda hubara Chlamydotis undulata
Houbara Bustard, Outarde de Macqueen
Estatus: se A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Avutarda común Otis tarda
Great Bustard, Outarde barbue
Estatus: ne extinguida; se r.
Criterio: todas las citas recibidas.
Ostrero euroasiático Haematopus ostralegus
Oystercatcher, Huîtrier pie
Estatus: e,i,p.
Criterio: citas de interés.
Cigüeñuela común Himantopus himantopus
Black-winged Stilt, Échasse blanche
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Avoceta común Recurvirostra avosetta
Avocet, Avoctte élégante
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Alcaraván común Burhinus oedicnemus
Stone-curlew, Cedicnème criard
Estatus: r, i.
Criterio: citas de interés.
Corredor sahariano Cursorius cursor
Cream-coloured Courser, Courvite isabelle
Estatus: A, ne*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Canastera común Glareola pratincola
Collared Pratincole, Glaréole à collier
Estatus: e.
Criterio: citas de interés.
Chorlitejo chico Charadrius dubius
Little Ringed Plover, Petit Gravelot
Estatus: r, p.
Criterio: citas de interés.
Chorlitejo grande Charadrius hiaticula
Great Ringed Plover, Grand Gravelot
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Chorlitejo patinegro Charadrius alexandrinus
Kentish Plover, Gravelot à collier interrompu
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Chorlito carambolo Charadrius morinellus
Dotterel, Gravelot mongol
Estatus: A, p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chorlito dorado americano Pluvialis dominica
American Golden Plover, Pluvier bronzé
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chorlito dorado europeo Pluvialis apricaria
European Golden Plover, Plumier doré
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Chorlito gris Pluvialis squatarola
Grey Plover, Plumier argenté
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Avefría sociable Vanellus gregarius
Sociable Lapwing, Vanneau sociable
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Avefría europea Vanellus vanellus
Northern Lapwing, Vanneau huppé
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Correlimos gordo Calidris canutus
Red Knot, Bécasseau maubèche
Estatus: p, i.
Criterio: citas de interés.
149
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Correlimos tridáctilo Calidris alba
Sanderling, Bécasseau sanderling
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Correlimos menudo Calidris minuta
Little Stint, Bécasseau minute
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
Correlimos de Temminck &DOLGULVWHPPLQFNLL
Temminck´s Stint, Bécasseau de Temminck
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Correlimos pectoral Calidris melanotos
Pectoral Sandpiper, Bécasseau tacheté
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Correlimos zarapitín Calidris ferruginea
Curlew Sandpiper, Bécasseau cocorli
Estatus: p.
Criterio: citas de interés.
Correlimos zancolín Calidris himantopus
Stilt Sandpiper, Bécasseau à échasses
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Correlimos oscuro Calidris maritima
Purple Sandpiper, Bécasseau violet
Estatus: i **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Correlimos común Calidris alpina
Dunlin, Bécasseau variable
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Correlimos canelo 7U\QJLWHVVXEUX¿FROOLV
Buff-breasted Sandpiper, Bécasseau rousset
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Combatiente Philomachus pugnax
Ruff, Combattant varié
Estatus: p, i.
Criterio: citas de interés.
Agachadiza chica Lymnocryptes minimus
Jack Snipe, Bécassine sourde
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Agachadiza común Gallinago gallinago
Common Snipe, Bécassine des marais
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Agachadiza real Gallinago media
Great Snipe, Bécassine double
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Agujeta escolopácea Limnodromus scolopaceus
Long-billed Dowitcher, Bécassin à long bec
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chocha perdiz Scolopax rusticola
Woodcock, Bécasse des bois
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Aguja colinegra Limosa limosa
Black-tailed Godwit, Barge à queue noire
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Aguja colipinta Limosa lapponica
Bar-tailed Godwit, Barge rousse
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Zarapito trinador Numenius phaeopus
Whimbrel, Courlis corlieu
Estatus: r, p, I.
Criterio: citas de interés.
Zarapito üno Numenius tenuirostris
Slender-billed Curlew, Courlis à bec grêle
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Zarapito real Numenius arquata
Eurasian Curlew, Courlis cendré
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
150
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Archibebe oscuro Tringa erythropus
Spotted Redshank, Chevalier arlequin
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Archibebe común Tringa totanus
Common Redshank, Chevalier gambette
Estatus: P, i, e.
Criterio: citas de interés.
Archibebe üno Tringa stagnatilis
Marsh Sandpiper, Chevalier stagnatile
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Archibebe claro Tringa nebularia
Greenshank, Chevalier aboyeur
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Andarríos grande Tringa ochropus
Green Sandpiper, Chevalier culblanc
Estatus: P, i.
Criterio: citas de interés.
Andarríos bastardo Tringa glareola
Wood Sandpiper, Chevalier sylvain
Estatus: p.
Criterio: citas de interés.
Andarríos del Terek Xenus cinereus
Terek Sandpiper, Chevalier bargette
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Andarríos chico Actitis hypoleucos
Coomon Sandpiper, Chevalier guignette
Estatus: I, p.
Criterio: citas de interés.
Vuelvepiedras común Arenaria interpres
Turnstone, Tournepierre à collier
Estatus: I, e.
Criterio: citas de interés.
Falaropo picoüno Phalaropus lobatus
Red-necked Phalarope, Phalarope à bec étroit
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Falaropo picogrueso Phalaropus fulicarius
Grey Phalarope, Phalarope à bec large
Estatus: o.
Criterio: todas las citas recibidas.
Págalo pomarino Stercorarius pomarinus
Pomarine Skua, Labbe pomarin
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Págalo parasito Stercorarius parasiticus
Arctic Skua, Labbe parasite
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Págalo rabero Stercorarius longicaudatus
Long-tailed Skua, Labbe à longue queue
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Págalo grande 6WHUFRUDULXVVNXD
Great Skua, Grand Labbe
Estatus: i, p, e.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota cabecinegra Larus melanocephalus
Mediterranean Gull, Mouette mélanocéphale
Estatus: I, p.
Criterio: citas de interés.
Gaviota guanaguanare Larus atricilla
Laughing Gull, Mouette atricille
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota enana Larus minutus
Little Gull, Mouette pygmée
Estatus: i, p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota de Sabine Larus sabini
Sabine´s Gull, Mouette de Sabine
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota reidora Larus ridibundus
Black-headed Gull, Mouette rieuse
Estatus: I, e.
Criterio: citas de interés.
151
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Gaviota cabecigrís Larus cirrocephalus
Grey-headed Gull, Mouette à tête grise
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota picoüna Larus genei
Slender-billed Gull, Goéland railleur
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota de Audouin Larus audouinii
Audouin´s Gull, Goéland d´Audouin
Estatus: I, e.
Criterio: citas de interés.
Gaviota Deleware Larus delawarensis
Ring-billed Gull, Goéland à bec cerclé
Estatus: A **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota cana Larus canus
Common Gull, Goéland cendré
Estatus: O **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota sombría Larus fuscus
Black-backed Gull, Goéland brun
Estatusl: I, e.
Criterio: citas de interés.
Gaviota argéntea europea Larus argentatus
Herring Gull, Goéland argenté
Estatus: A **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota patiamarilla Larus michahellis
Yellow-legged Gull, Goéland leucophée
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Gavión atlantico Larus marinus
Greater Black-backed Gull, Goéland marin
Estatus: A **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gaviota groenlandesa Larus glaucoides
Iceland Gull, Goéland à ailes blanches
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Foto 6 Adulto de gaviota de Audouin Larus audouinii. Foto: Pako Zufaur.
Photo 6 Adult of Audouin´s Gull Larus audouinii. Photo: Pako Zufaur.
152
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Gaviota tridáctila Rissa tridactyla
Kittiwake, Mouette tridactyle
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pagaza piconegra Sterna nilotica
Gull-billed Tern, Sterne hansel
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pagaza piquirroja Sterna caspia
Caspian Tern, Sterne caspienne
Estatus: i, p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charrán real Sterna maxima
Royal Tern, Sterne royale
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Carrán bengalí Sterna bengalensis
Lesser Crested Tern, Sterne voyageuse
Estatus: p*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charrán patinegro Sterna sandvicensis
Sandwich Tern, Sterne caugek
Estatus: I, p, e.
Criterio: citas de interés.
Charrán rosado Sterna dougallii
Roseate Tern, Sterne de Dougall
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charrán común Sterna hirundo
Common Tern, Sterne pierregarin
Estatus: P, i.
Criterio: citas de interés.
Charrán ártico Sterna paradisaea
Arctic Tern, Sterne arctique
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charrán de Forster Sterna forsteri
Forster´s Tern, Sterne de Foster
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charrancito común Sterna albifrons
Little Tern, Sterne naine
Estatus: P, i.
Criterio: citas de interés.
Fumarel cariblanco Chlidonias hybrida
Whiskered Tern, Guifette moustac
Estatus: p.
Criterio: citas de interés.
Fumarel común Chlidonias níger
Black Tern, Guifette noire
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Fumarel aliblanco Chlidonias leucopterus
White-winged Black Tern, Guifette leucoptère
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Arao común Uria aalge
Common Guillemot, Guillemot de Troïl
Estatus: p**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Alca común Alca torda
Razorbill, Pingouin torda
Estatus: I, P.
Criterio: citas de interés.
Mérgulo atlántico Alle alle
Little Auk, Mergule nain
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Frailecillo atlántico Fratercula arctica
Atlantic Pufün, Macareux moine
Estatus: P, i.
Criterio: citas de interés.
Ganga ortega Pterocles orientalis
Black-bellied Sandgrouse, Ganga unibande
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Ganga ibérica Pterocles alchata
Pin-tailed Sandgrouse, Ganga cata
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
153
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Paloma bravía Columba livia
Rock Dove, Pigeon biset
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Paloma zurita Columba oenas
Stock Dove, Pigeon colombin
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Paloma torcaz Columba palumbus
Common Woodpigeon, Pigeon ramier
Estatus: R, I.
Criterio: citas de
Tórtola turca Streptopelia decaocto
Eurasian collared Dove, Tourterelle turque
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Tórtola europea Streptopelia turtur
European Turtle Dove, Tourterelle des bois
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Tórtola senegalesa Streptopelia senegalensis
Laughing Dove, Tourterelle maillée
Estatus: se A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Cotorra de Kramer 3VLWWDFXODNUDPHUL
Rose-ringed Parakeet, Perruche à collier
Estatus: Es, r.
Criterio: citas de interés.
Cotorra argentina Myiopsitta monachus
Monk Parakeet, Conure veuve
Estatus: Es, r **.
Criterio: citas de interés.
Aratinga ñanday Nandayus nenday
Nanday Parakeet, Conure nenday
Estatus: Es.
Criterio: citas de interés.
Críalo europeo Clamator glandarius
Great Spotted Cuckoo, Coucou geai
Estatus: p, i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Foto 7 Ejemplar de charrán patinegro Sterna sandvicensis en su primer invierno. Foto: Pako Zufaur.
Photo 7 Sandwich Tern Sterna sandvicensis, frst winter plumage. Photo: Pako Zufaur.
154
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Cuco común Cuculus canorus
Common Cuckoo, Coucou gris
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Lechuza común Tyto alba
Barn Owl, Effraie des clochers
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Autillo europeo Otus scops
Scops Owl, Petit-duc scops
Estatus: E, p.
Criterio: citas de interés.
Búho real Bubo bubo
Eagle Owl, Grand-duc d´Europe
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Mochuelo común Athene noctua
Little Owl, Chevêche d´Athéna
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Cárabo europeo Strix aluco
Tawny Owl, Chouette hulotte
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Búho chico Asio otus
Long-eared Owl, Hibou moyen-duc
Estatus: r.
Criterio: todas las citas recibidas.
Búho campestre $VLRÀDPPHXV
Short-eared Owl, Hibou des marais
Estatus: I, p**.
Criterio: citas de interés.
Búho moro Asio capensis
Marsh Owl, Hibou du Cap
Estatus: se r, ne A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chotacabras gris Caprimulgus europaeus
European Nightjar, Engoulevent d´Europe
Estatus: p, ro.
Criterio: citas de interés.
Chotacabras pardo &DSULPXOJXVUX¿FROOLV
Red-necked Nightjar, Engoulevent à collier
roux
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Vencejo de chimenea Chaetura pelagica
Chimney Swift, Martinet ramoneur
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Vencejo real Apus melba
Alpine Swift, Martinet à ventre blanc
Estatus: e, P.
Criterio: citas de interés.
Vencejo común Apus apus
Common Swift, Martinet noir
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Vencejo pálido Apus pallidus
Pallid Swift, Martinet pâle
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Vencejo cafre Apus caffer
White-rumped Swift, Martinet cafre
Estatus ne e; se E**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Vencejo moro $SXVDI¿QLV
Little Swift, Martinet des maisons
Estatus: ne* e; se E.
Criterio: todas las citas recibidas para el ne.
Martín pescador común Alcedo atthis
Common Kingüsher, Martin-pêcheur d´Europe
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Abejaruco persa Merops persicus
Blue-cheeked Bee-eater, Guêpier de Perse
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Abejaruco europeo Merops apiaster
European Bee-eater, Guêpier d´Europe
Estatus: P, e.
Criterio: citas de interés.
155
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Foto 8 Adulto de vencejo moro Apus affnis. Foto: Teo Todorov.
Photo 8 Adult of Little Swift Apus affnis. Photo: Teo Todorov.
Foto 9 Adulto de abejaruco europeo Merops apiaster. Foto: Teo Todorov.
Photo 9 Adult of European Bee-eater Merops apiaster. Photo: Teo Todorov.
156
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Carraca europea Coracias garrulus
European Roller, Rollier d´Europe
Estatus: p.
Criterio: citas de interés.
Abubilla Upupa epops
Hoopoe, Huppe fasciée
Estatus: P, r.
Criterio: citas de interés.
Torcecuello euroasiático Jynx torquilla
Wryneck, Torcol fourmilier
Estatus: e, p, i.
Criterio: citas de interés.
Pito real Picus viridis
Green Woodpecker, Pic vert
Estatus: ne r.
Criterio: citas deinterés.
Pito real bereber Picus vaillantii
Levaillant´s Green Woodpecker, Pic de Levai-
llant
Estatus: ne A; se O.
Criterio: Todas las citas.
Pico picapinos Dendrocopos major
Great Spotted Woodpecker, Pic épeiche
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Pico menor Dendrocopos minor
Lesser Spotted Woodpecker, Pic épeichette
Estatus: ne A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Calandria común Melanocorypha calandra
Calandra Lark, Alouette calandre
Estatus: R.
Criterio: citas deinterés.
Terrera común Calandrella brachydactyla
Short-toed Lark, Alouette calandrelle
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Terrera marismeña Calandrella rufescens
Lesser Short-toed Lark, Alouette pispolette
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Cogujada común Galerida cristata
Crested Lark, Cochevis huppé
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Cogujada montesina *DOHULGDWKHNODH
Thekla Lark, Cochevis de Thékla
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Alondra totovía Lullula arborea
Wood Lark, Alouette lulu
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Alondra común Alauda arvensis
Sky Lark, Alouette des champs
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Avión zapador Riparia riparia
Sand Martin, Hirondelle de rivage
Estatus: P.
Criterio: citas deinterés.
Avión roquero Ptyonoprogne rupestris
Crag Martin, Hirondelle des rochers
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Golondrina común Hirundo rustica
Barn Swallow, Hirondelle rustique
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Golondrina dáurica Hirundo daurica
Red-rumped Swallow, Hirondelle rouselline
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Avión común Delichon urbicum
House Martin, Hirondelle de fenêtre
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Bisbita de Richard Anthus richardi
Richard´s Pipit, Pipit de Richard
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
157
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Bisbita campestre Anthus campestris
Tawny Pipit, Pipit rousseline
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Bisbita arbóreo Anthus trivialis
Tree Pipit, Pipit des arbres
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Bisbita pratense Anthus pratensis
Meadow Pipit, Pipit farlouse
Estatus: I.
Criterio: citas deinterés.
Bisbita gorguirrojo Anthus cervinus
Red-throated Pipit, Pipit à gorge rousse
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Bisbita alpino Anthus spinoletta
Water Pipit, Pipit spioncelle
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Bisbita costero Anthus petrosus
Rock Pipit, Pipit maritime
Estatus: i**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Lavandera boyera 0RWDFLOODÀDYD
Yellow Wagtail, Bergeronnette printanière
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés, todas las citas de subes-
pecies de interés.
Lavandera cetrina Motacilla citreola
Citrine Wagtail, Bergeronnette citrine
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Lavandera cascadeña Motacilla cinerea
Grey Wagtail, Bergeronnette des ruisseaux
Estatus: R**.
Criterio: citas de interés.
Lavandera blanca Motacilla alba
White Wagtail, Bergeronnette grise
Estatus: r, I.
Criterio: citas de interés, todas las citas de la ssp.
yarrellii y subpersonata.
Foto 10 Pareja de bulbul naranjero Pycnonotus barbatus. Foto: Teo Todorov.
Photo 10 Couple of Garden Bulbul Pycnonotus barbatus. Photo: Teo Todorov.
158
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Bulbul naranjero Pycnonotus barbatus
Garden Bulbul, Bulbul des jardins
Estatus: se R, ne A*.
Criterio: se citas de interés, ne todas las citas.
Mirlo-acuático europeo Cinclus cinclus
Dipper, Cincle plongeur
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chochín común Troglodytes troglodytes
Wren, Troglodyte mignon
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Acentor común Prunella modularis
Dunnock, Accenteur mouchet
Estatus: I**.
Criterio: citas de interés.
Acentor alpino Prunella collaris
Alpine Accentor, Accenteur alpin
Estatus: i.
Criterio: todas las citas recibidas.
Alzacola rojizo Erythropygia galactotes
Rofous-tailed Scrub-robin, Agrobate roux
Estatus: e.
Criterio: citas de interés.
Petirrojo europeo Erithacus rubecula
Robin, Rougegorge familier
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Ruiseñor común Luscinia megarhynchos
Rufous Nightingale, Rossignol philomèle
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Foto 11 Alzacola rojizo Erythropygia galactotes. Foto: Juan Luis Muñoz.
Photo 11 Rofous-tailed Scrub-robin Erythropygia galactotes. Photo: Juan Luis Muñoz.
159
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Ruiseñor pechiazul Luscinia svecica
Bluethroat, Gorgebleue à miroir
Estatus: I.
Criterio: citas de interés, todas citas subespecie
svecica.
Colirrojo tizón Phoenicurus ochruros
Black Redstart, Rougequeue noir
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Colirrojo real Phoenicurus phoenicurus
Common Redstart, Rougequeue à front blanc
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Colirrojo diademado Phoenicurus moussieri
Moussier´s Redstart, Rougequeue de Moussier
Estatus: se R, ne A*.
Criterio: citas de interés para el se; todas las citas
recibidas para el ne.
Tarabilla norteña Saxicola rubetra
Whinchat, Tarier des prés
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Tarabilla común Saxicola torquatus
Common Stonechat, Tarier pâtre
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Collalba gris Oenanthe oenanthe
Northern Wheatear, Traquet motteux
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Collalba rubia Oenanthe hispanica
Black-eared Wheatear, Traquet oreillard
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Collalba desértica Oenanthe deserti
Desert Wheatear, Traquet du désert
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Collalba negra Oenanthe leucura
Black Wheatear, Traquet rieur
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Foto 12 Macho adulto de colirrojo diademado Phoenicurus moussieri. Foto: Teo Todorov.
Photo 12 Adult male of Moussier´s Redstart Phoenicurus moussieri. Photo: Teo Todorov.
160
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Roquero rojo Monticola saxatilis
Rock Thrush, Monticole de roche
Estatus: ne p; se e.
Criterio: citas de interés.
Roquero solitario Monticola solitarius
Blue Rock Thrush, Monticole bleu
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Mirlo capiblanco Turdus torquatus
Ring Ouzel, Merle à plastron
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Mirlo común Turdus merula
Blackbird, Merle noir
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Zorzal real Turdus pilaris
Fieldfare, Grive litorne
Estatus: O**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Zorzal común Turdus philomelos
Song Thrush, Grive musicienne
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Zorzal alirrojo Turdus iliacus
Redwing, Grive mauvis
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Zorzal charlo Turdus viscivorus
Mistle Thrush, Grive draine
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Cetia ruiseñor Cettia cetti
Cetti´s Warbler, Bouscarle de Cetti
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Cistícola buitrón Cisticola juncidis
Zitting Cisticola, Cisticole des joncs
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Buscarla pintoja Locustella naevia
Grasshoper Warbler, Locustelle tachetée
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Buscarla unicolor Locustella luscinioides
Savi´s Warbler, Locustelle luscinioïde
Estatus: ne p; se e.
Criterio: todas las citas recibidas ne.
Carricerín real Acrocephalus melanopogon
Moustached Warbler, Lusciniole à mostaches
Estatus: ne i; se r.
Criterio: ne todas las citas recibidas, se citas de in-
terés.
Carricerín cejudo Acrocephalus paludicota
Aquatic Warbler, Phargmite aquatique
Estatus: ne A; se p **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Carricerín común Acrocephalus schoenobaenus
Sedge Warbler, Phragmite des joncs
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Carricero de Blyth Acrocephalus dumetorum
Blyth´s Reed Warbler, Rousserolle des buissons
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Carricero común Acrocephalus scirpaceus
Reed Warbler, Rousserolle effarvatte
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Carricero tordal Acroephalus arundinaceus
Great Reed Warbler, Rousserolle turdoïde
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Zarcero pálido occidental Hippolais opaca
Western Olivaceous Warbler, Hypolaïs pâle
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Zarcero icterino Hippolais icterina
Icterine Warbler, Hypolaïs ictérine
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
161
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Zarcero común Hippolais polyglotta
Melodious Warbler, Hypolaïs polyglotte
Estatus: E, P.
Criterio: citas de interés.
Curruca sarda Sylvia sarda
Marmora´s Warbler, Fauvette sarde
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Curruca rabilarga Sylvia undata
Dartford Warbler, Fauvette pitchou
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Curruca de Tristram Sylvia deserticola
Tristram´s Warbler, Fauvette de l´Atlas
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Curruca tomillera Sylvia conspicillata
Spectacled Warbler, Fauvette à lunettes
Estatus: ne e, P; se r, P.
Criterio: citas de interés.
Curruca carrasqueña Sylvia cantillans
Subalpine Warbler, Fauvette passerinette
Estatus: p, e.
Criterio: todas las citas recibidas.
Curruca cabecinegra Syvia melanocephala
Sardinian Warbler, Fauvette mélanocéphale
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Curruca mirlona Sylvia hortensis
Western Orphean Warbler, Fauvette orphée
Estatus: e.
Criterio: citas de interés.
Curruca zarcerilla Sylvia curruca
Lesser Whitethroat, Fauvette babillarde
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas de recibidas.
Curruca zarcera Sylvia communis
Common Whitethroat, Fauvette grisette
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Curruca mosquitera Sylvia borin
Garden Warbler, Fauvette des jardins
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Curruca capirotada Sylvia atricapilla
Blackcap, Fauvette à tête noire
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Mosquitero de Pallas Phylloscopus proregulus
Pallas´s Leaf Warbler, Pouillot de Pallas
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Mosquitero sombrío Phylloscopus fuscatus
Dusky Warbler, Pouillot brun
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Mosquitero papialbo Phylloscopus bonelli
Bonelli´s Warbler, Pouillot de Bonelli
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Mosquitero bilistado Phylloscopus inornatus
Yellow-browed Warbler, Pouillot à grands sour-
cils
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Mosquitero silbador Phylloscopus sibilatrix
Wood Warbler, Pouillot sifñeur
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Mosquitero ibérico Phylloscopus ibericus
Iberian Chiffchaff, Pouillot ibérique
Estatus: ne E, se p **.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Mosquitero común Phylloscopus collybita
Common Chiffchaff, Pouillot véloce
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Mosquitero montano Phylloscopus sindianus
Mountain Chiffchaff, Pouillot montagnard
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
162
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Mosquitero musical Phylloscopus trochilus
Willow Warbler, Pouillot ütis
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Mosquitero boreal Phylloscopus borealis
Arctic Warbler, Pouillot boreál
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Reyezuelo sencillo Regulus regulus
Goldcrest, Roitelet huppé
Estatus: O**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Reyezuelo listado Regulus ignicapilla
Firecrest, Roitelet à triple bandeau
Estatus: R.
Criterio: citas deinterés.
Papamosca gris Muscicapa striata
Spotted Flycatcher, Gobemouche gris
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Papamoscas papirrojo Ficedula parva
Red-breasted Flycatcher, Gobemouche nain
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Papamosca cerrojillo Ficedula hypoleuca
Pied Flycatcher, Gobemouche noir
Estatus: P.
Criterio: citas de interés.
Mito Aegithalos caudatus
Long-tailed Tit, Mésange à longue queue
Estatus: ne R, se A **.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Herrerillo capuchino Parus cristatus
Crested Tit, Mésange huppée
Estatus: ne R, se A**.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Carbonero garrapinos Parus ater
Coal Tit, Mésange noir
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Herrerillo africano Cyanistes teneriffae
African Blue Tit, Mésange bleue
Estatus: ne A, se R.
Criterio: se citas de interés, ne todas las citas.
Herrerillo común Cyanistes caeruleus
Blue Tit, Mésange bleue
Estatus: ne R, se A.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Carbonero común Parus major
Great Tit, Mésange charbonnière
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Trepador azul Sitta europaea
European Nuthatch, Sittelle torchepot
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Treparriscos Tichodroma muraria
Wallcreeper, Tichodrome échelette
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Agateador común Certhia brachydactyla
Short-toed Treecreeper, Grimpereau des jardins
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Pájaro moscón Remiz pendulinus
Penduline Tit, Rémiz penduline
Estatus: ne I, se i**.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Oropéndola Oriolus oriolus
Golden Oriole, Loriot d´Europe
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Chagra del senegal Tchagra senegalus
Black-crowned Tchagra, Tchagra à tête noir
Estatus: ne A*; se R.
Criterio: todas las citas recibidas para el ne y citas
de interés para el se.
Alcaudón dorsirrojo Lanius collurio
Red-backed Shrike, Pie-grièche écorcheur
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
163
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Alcaudón real Lanius meridionalis
Southern Grey Shrike, Pie-grièche méridionale
Estatus: ne i, se A.
Criterio: todas las citas de la ssp. Algeriensis en el
ne y de la ssp. Meridionales en el se.
Alcaudón común Lanius senator
Woodchat Shrike, Pie-grièche à tête rousse
Estatus: E.
Criterio: citas de interés.
Alcaudón núbico Lanius nubicus
Masked Shrike, Pie-grièche masquée
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Arrendajo Garrulus glandarius
Eurasian Jay, Geai des chênes
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Urraca Pica pica
Magpie, Pie bavarde
Estatus: O.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chova piquigualda Pyrrhocorax graculus
Yellou-billed Chough, Chocard à bec jaune
Estatus: ne A, se r.
Criterio: todas las citas recibidas.
Chova piquirroja Pyrrhocorax pyrrhocorax
Red-billed Chough, Crave à bec rouge
Estatus: ne O; se r.
Criterio: ne, todas las citas recibidas; se, citas de
interés.
Grajilla Corvus monedula
Eurasian Jackdaw, Choucas des tours
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Corneja común Corvus corone
Carrion Crow, Corneille noire
Estatus: O**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Cuervo Corvus corax
Common Raven, Grand Corbeau
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Corneja casera Corvus splendens
House Crow, Corbeau familier
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Estornino pinto Sturnus vulgaris
Common Starling, Étourneau sansonnet
Estatus: I.
Criterio: citas de interés.
Estornino negro Sturnus unicolor
Spotless Starling, Étourneau unicolore
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Tejedor de la villa Ploceus cucullatus
Village Weaver, Tisserin gendarme
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Quelea de pico rojo Quelea quelea
Red-billed Queea, Travailleur à bec rouge
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Quelea de cabeza roja, Quelea erythrops
Red-headed Queea, Travailleur à tête rouge
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Obispo de corona roja Euplectes hordeacea
Black-winged Bishop, Euplecte monseigneur
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Gorrión común Passer domesticus
House Sparrow, Moineau domestique
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Gorrión moruno Passer hispaniolensis
Spanish Sparrow, Moineau espagnol
Estatus: r, I.
Criterio: citas de interés.
164
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Gorrión molinero Passer montanus
Tree Sparrow, Moineau friquet
Estatus: ne r, p; se p.
Criterio: citas de interés.
Gorrión chillón Petronia petronia
Rock Sparrow, Moineau soulcie
Estatus: r.
Criterio: citas de interés.
Pico de coral Estrilda astrild
Common Waxbill, Astrild ondulé
Estatus: r.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pico de coral Estrilda troglodytes
Black-rumped Waxbill, Astrild cendré
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Estrilda de carita naranja Estrilda melpoda
Orange-cheeked Waxbill, Astrild à joues orange
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Bengalí rojo Amandava amandava
Avadavat, Bengali rouge
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Pinzón vulgar Fringilla coelebs
Common Chafünch, Pinson des arbres
Estatus: ne R, P; se I, P
Criterio: todas las citas recibidas para el ne de la
ssp africana y citas de interes.
Pinzón real Fringilla montifringilla
Brambling, Pinson du Nord
Estatus: i.
Criterio: citas de interés.
Verdecillo Serinus serinus
European Serin, Serin cini
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Verderón serrano Serinus citrinella
Citril Finch, Venturon montagnard
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Verderón común Carduelis chloris
Greenünch, Verdier d´Europe
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Jilguero Carduelis carduelis
Goldünch, Chardonneret élégant
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Lúgano Carduelis spinus
Siskin, Tarin des aulnes
Estatus: i, p.
Criterio: citas de interés.
Pardillo común Carduelis cannabina
Linnet, Linotte mélodieuse
Estatus: R, P.
Criterio: citas de interés.
Pardillo sizerín &DUGXHOLVÀDPPHD
Common Redpoll, Sizerin ñammé
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Piquituerto común Loxia curvirostra
Common Cossbill, Bec-croisé des sapins
Estatus: r.
Criterio: todas las citas recibidas.
Camachuelo trompetero Bucanetes githagineus
Trumpeter Finch, Roselin githagine
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Camachuelo carminoso Carpodacus erythrinus
Common Roseünch, Roselin cramoisi
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Camachuelo común Pyrrhula pyrrhula
Common Bullünch, Bouvreuil pivoine
Estatus: O **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Picogordo Coccothraustes coccothraustes
Hawünch, Grosbec casse-noyaux
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
165
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Chingolo gorgiblanco Zonotrichia albicollis
White-throated Sparrow, Bruant á gorge blan-
che
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Junco pizarroso Junco hyemalis
Dark-eyed Junco, Junco ardoisé
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano nival Plectrophenax nivalis
Snow Bunting, Bruant des neiges
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano de Gmelin Emberiza leucocephalos
Pine Bunting, Bruant à calotte blanche
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano cerillo Emberiza citrinella
Yellowhammer, Bruant jaune
Estatus: A**.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano soteño Emberiza cirlus
Cirl Bunting, Bruant zizi
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Escribano montesino Emberiza cia
Rock Bunting, Bruant fou
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Escribano hortelano Emberiza hortulana
Ortolan Bunting, Bruant ortolan
Estatus: p.
Criterio: todas las citas recibidas.
Foto 13 Triguero Emberiza calandra. Foto: Teo Todorov.
Photo 13 Corn Bunting Emberiza calandra. Photo: Teo Todorov.
166
Torralvo, Cuenca, Ramírez
Migres 1, 137-167
Escribano sahariano Emberiza striolata
House Bunting, Brunat striolé
Estatus: ne A*; se R.
Criterio: ne todas las citas recibidas; se citas de in-
terés.
Escribano rústico Emberiza rustica
Rustic Bunting, Bruant rustique
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano pigmeo Emberiza pusilla
Little Bunting, Bruant nain
Estatus: A*.
Criterio: todas las citas recibidas.
Escribano palustre Emberiza schoeniclus
Reed Bunting, Bruant des roseaux
Estatus: ne I; se i, r.
Criterio: ne citas de interés, se todas las citas.
Escribano cabecinegro Emberiza melanocephala
Black-headed Bunting, Bruant mélanocéphale
Estatus: A* **.
Criterio: todas las citas recibidas.
Triguero Emberiza calandra
Corn Bunting, Bruant proyer
Estatus: R.
Criterio: citas de interés.
Pontíüce indigo Passerina cyanea
Indigo Bunting, Passerin indigo
Estatus: Es.
Criterio: todas las citas recibidas.
Charlatán Dolichonyx ozyzivorus
Bobolink, Goglu des prés
Estatus: A.
Criterio: todas las citas recibidas.
Bibliografía
Avibase. http://avibase.bsc-eoc.org/
Bernis, F., de Juana, E., del Hoyo, J., Ferrer, X.,
Fernadez Cruz, M., Sáez-Royuela, R., Sargatal,
J. 1994; 1996; 1998. Nombres en castellano de
las aves del mundo recomendados por la Socie-
dad Española de Ornitología. Ardeola, 41(1):
79-89, 41(2): 183-191; 43(2): 225-229, 45 (1):
87-95, 54(1): 145-153.
Barros, D., Ríos, D. 2002. Guía de las aves del
Estrecho de Gibraltar. Parque Natural Los Al-
cornocales y Comarca de la Janda. Orni Tour,
S.L. Cadiz. España.
Beaman, M., Madge, S. 1998. Aves de Europa,
Norte de África y Próximo Oriente. Ediciones
Omega. Barcelona. España.
Clavell, J., Copete, J. L., Gutiérrez, R., de Juana,
E., Lorenzo. J. A. 2005. Lista de Aves de Es-
paña. Sociedad Española de Ornitología (SEO/
BirdLife). Madrid. España.
Comisión de l´Avifaune Française. 2007. /LVWHRI¿-
cielle des Oiseaux de France. CRBPO. Orni-
thos 14-4:234-246.
De Juana, E., Del Hoyo, J., Fernández-Cruz, M.,
Ferrer, X., Sáez-Royuela, R., Sargatal, J. 2005;
2007. Nombres en castellano de las aves del
mundo recomendados por la Sociedad Espa-
ñola de Ornitología. Ardeola, 52(2): 389-398,
54(1): 145-153.
De Juana, E. 2006. Aves raras de España: un cata-
logo de las especies de presentación ocasional.
Lynx Edicions. Barcelona. España.
Del Hoyo, J., Elliot, A., Sargatal, J. 1992. Handbo-
RNRIWKHELUGVRIGH:RUUOG Volumen 1. Lynx
Edicions. Barcelona. España.
Del Hoyo, J., Elliot, A., Sargatal, J. 1997. Handbo-
RNRIWKHELUGVRIGH:RUUOG Volumen 4. Lynx
Edicions. Barcelona. España.
Dies, J.I. (secr.), García, E., Gorospe, G., Gutiérrez,
R. (secr. adi.), Lorenzo, J. A. (secr. adi. Cana-
rias), Martí-Aledo, J., Gutiérrez, P., Vidal. C.
2008. Lista de Rarezas de España. http://www.
seo.org/rarezas.cfm
Dubley, S. P., Gee, M., Kehoe, C., Melling, T. M.,
THE BRITISH ORNITHOLOGISTIS´ UNION RECORDS
COMMITTEE (BOURC). 2006. The British List:
A Checklist of Birds of Britain (7
th
edition).
Ibis, 148: 526-563.
Go-South Bull. http://www.go-south.org/
GONHS, García, E. 2008. The Gibraltar bird list.
The Gibraltar Ornithological and Natural His-
tory Society. Gibraltar. httpwww.gonhs.org-
Birds_000.htm
Gónzalez, J. M. 2006. Barnacla Carinegra Branta
bernicla. En: Molina, B. Moreno-Opo, R. y
Lorenzo J. A. Noticiario Ornitológico. Ardeo-
la, 53(1): 191-211.
167
Lista sistemática de las aves del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 137-167
Jiménez, J., Navarrete, J. 2001. Estatus y fenología
de las aves de Ceuta. Instituto de Estudios Ceu-
tíes. Ceuta. España.
Martí, R., del Moral, J. C. (Eds.) 2003. Atlas de las
Aves Reproductoras de España. Dirección Ge-
neral de Conservación de la Naturaleza-Socie-
dad Española de Ornitología. Madrid. España.
Roemhild, M., Mayer, J. 2006. Págalo Rabero
Stercorarius longicaudatus. En: De Juana, E.
y Comité de Rarezas de la Sociedad Española
de Ornitología. Observación de Aves Raras de
España, 2004. Ardeola, 53(1): 163-190.
Tellería, J.L. 1981. La migración de las aves en
el estrecho de Gibraltar. Vol. 2. Aves no pla-
neadoras. Universidad Complutense, Madrid.
España.
Thévenot, M., Vernon, R., Bergier, P. 2003. The
%LUGV RI 0RURFFR $Q DQQRWDWHG &KHFNOLVW.
BOU Chellist No. 20. British Ornithologists´
169
Lista sistemática de los cetáceos del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 169-173
Lista sistemática de los cetáceos del Estrecho de Gibraltar
Juan Manuel SALAZAR-SIERRA
MIGRES Revista de Ecología
Resumen
Se aporta la lista sistemática de los cetáceos que pueden observarse en el
Estrecho de Gibraltar. Resultan siete especies de presencia regular más
otras cuatro especies que son ocasionales. A cada especie se le asigna su
estatus, la época del año en la que puede observarse, el tipo de alimenta-
ción y la estructura social cuando se conoce.
Abstract
This list provides the systematic list of cetaceans that can be observed
in the Strait of Gibraltar. Seven species are have a regular presence in
the area and four other species are occasional. For each species is given
its status, the season where can be seen, the feeding type and the social
structure when it is known.
Palabras clave
cetáceos; lista; Estrecho de
Gibraltar.
Keywords
cetaceans; list; Strait of
Gibraltar.
Correspondencia
CIRCE, Conservación, In-
formación y Estudio sobre
Cetáceos. Cabeza de Man-
zaneda 3, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
El conocimiento de la presencia de cetáceos en el Es-
trecho de Gibraltar esta registrado desde la época del
hombre de Neanderthal, que utilizaba su carne como
importante aporte proteico (Stringer et al., 2008),
hasta la época actual. Pasando por distintas culturas
y civilizaciones los cetáceos han formado parte de la
historia de las angostas aguas del Estrecho.
La distribución de los cetáceos, tanto temporal
como espacial, y sus poblacionales en el Estrecho
de Gibraltar estaba pobremente descrita hasta fna-
les de los 90. Muchas de las incógnitas planteadas
empiezan a descubrirse entre el año 2000 y el 2009.
Los datos presentados en esta lista sistemática son
un extracto de los trabajos y conclusiones realiza-
das por la organización CIRCE durante estos años.
En el Estrecho de Gibraltar se pueden obser-
var comúnmente 7 especies de cetáceos, al menos
durante los meses de verano. Siete de las nueve es-
pecies de cetáceos comúnmente observadas en el
Mediterráneo han sido descritas en esta zona (Ree-
ves & Notarbartolo di Sciara 2006).
A continuación se presenta la lista que recoge
los conocimientos sobre la distribución espacial y
temporal, el grado de residencia, la abundancia, la
dieta y la estructura social de las especies de ce-
táceos que se observan comúnmente en las aguas
del estrecho y otras que ocasionalmente pueden
ser avistadas, obteniéndose la información para su
elaboración de los documentos presentados en el
apartado de bibliografía.
Lista de cetáceos comunes obser-
vados en el estrecho de Gibraltar
Delfín común Delphinus delphis
Common dolphin, Dauphin commun.
Presente y residente todo el año, con más de 250
individuos en aguas del estrecho. La dieta está for-
mada por pequeños pelágicos cómo la sardina o la
alacha y otras especies planctófagas cómo la boga y
la bacaladilla. La estructura social es desconocida.
170
Salazar-Sierra
Migres 1, 169-173
Delfín listado Stenella coeruleoalba
Striped dolphin, Dauphin bleu et blanc.
Presente y residente todo el año con más de 2000
individuos a fnales de verano. La dieta no se ha
identifcado, aunque debe ser parecida a la del del-
fín común. La estructura social es desconocida.
Delfín mular Tursiops truncatus
Bottlenose dolphin, Grand dauphin.
Presente y con una población en el estrecho de Gi-
braltar independiente del Golfo de Cádiz, residente
durante todo el año con aprox. 258 individuos (IC
del 95% 226 – 316) en 2005. Presentan hábitos tró-
fcos de carácter oportunista con especies distintas
en su dieta, cómo el besugo y en menor medida
merluza y pequeños pelágicos. La estructura social
de la especie es desconocida.
Calderón común Globicephala melas
Long-fnned Pilot whale, Globicéphale noir.
Presente y residente durante todo el año con aprox.
297 individuos (IC del 95% 289 – 306) en 2007. La
dieta es teutófaga. Los grupos sociales suelen ser
de unos 14 individuos con estructura matrilineal.
Orca Orcinus orca
Killer whale, Orque.
Presente y residente desconociéndose si es durante
todo el año, con 39 individuos en 2008. La dieta
está compuesta de atún rojo. Hay cinco grupos so-
ciales pertenecientes a dos matrilíneas.
Cachalote Physeter macrocephalus
Sperm whale, Cachalot.
Presente y residente en primavera-verano en el es-
trecho, con 22 individuos en 2005. Dieta teutófaga.
Grupos de machos sub-adultos.
Foto 1 Ejemplar juvenil de delfín mular Tursiops
truncatus.
Photo 1 Young Bottlenose Dolphin Tursiops trun-
catus.
Foto 2 Adulto de calderón común Globicephala me-
las.
Photo 2 Adult Long-fnned Pilot whale, Globicepha-
la melas.
Foto 3 Madre con cría de orca Orcinus orca.
Photo 3 Mother and calf Killer Whale Orcinus orca.
Foto 4 Cachalote Physeter macrocephalus.
Photo 4 Sperm Whale Physeter macrocephalus.
171
Lista sistemática de los cetáceos del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 169-173
Rorcual común Balaenoptera physalus
Fin whale, Rorqual commun.
Migradora en Junio-julio y diciembre- enero, sin
conocer su abundancia. La dieta está basada princi-
palmente en el krill Meganictifanes norvegica. La
estructura social es desconocida.
Lista de cetáceos observados oca-
sionalmente en el estrecho de Gi-
braltar
Marsopa Phocoena phocoena
Harbour porpoise, Marsouin.
Residencia oportunista, pudiendo estar presente en
cualquier época del año. Abundancia, dieta y es-
tructura social no identifcada.
Calderón gris Grampus griseus
Risso´s dolphin, Grampus.
Puede venir de poblaciones cercanas a aguas de Co-
nil de la Frontera, residencia oportunista pudiendo
observarse en cualquier época del año. Abundan-
cia, dieta y estructura social no identifcadas.
Rorcual aliblanco Balaenoptera acutorostrata
Minke whale, Petit rorqual
Residencia oportunista, pudiendo estar presente en
invierno-principios de primavera, según varamien-
tos a lo largo de la costa del Golfo de Cádiz. Abun-
dancia, dieta y estructura social no identifcadas.
Ballena azul Balaenoptera musculus
Blue whale, Rorqual blue.
Ausente y residencia oportunista, pudiendo estar
presente en cualquier época del año. Abundancia,
dieta y estructura social no identifcadas.
Bibliografa sobre cetáceos del Es-
trecho de Gibraltar
Aguilar A, Lens S, 1981. Preliminary report on
Spanish whaling activities. Rep Int Whal Com-
mn 31: 639-643
Aguilar, A. 2006. Catches of fn whales around the
Iberian Peninsula: Statistics and sources. Joint
NAMMCO/IWC Scientifc “workshop” on the
catch history, stock structure and abundance of
North Atlantic fn whales. Reykjavik, Iceland.
International Whaling Commission document
SC/14/FW/17 - SC/M06/FW17
Aloncle, H. 1964. Premières observations sur les
petits Cétacés des côtes marocaines. Bull Inst
Pech Maroc 12: 21-42.
Bayed, A., Beaubrun, P.C. 1987. Les mammifè-
res marins du Maroc: Inventaire préliminaire.
Mammalia 51: 437-446.
Bérubé, M., Aguilar, A., Dendanto. D., Larsen, F.,
Notarbartolo di Sciara, G., Sears, R., Sigurjón-
son, J., Urban, R.J., Palsboll, P.J. 1998. Popula-
tion genetic structure of North Atlantic, Medi-
terranean Sea and Sea of Cortez fn whales,
Balaenoptera physalus (Linnaeus 1758): anal-
ysis of mitochondrial and nuclear loci. Molecu-
lar Ecology 7: 585-599.
Blanco, C., Aznar, J., Raga, J.A. 1995. Cephalo-
pods in the diet of the striped dolphin Stenella
coeruleoalba from the western Mediterranean
during an epizootic in 1990. Journal of Zool-
ogy 237: 151-158.
Bourret, V.J.R., Macé, M.R.J.M., Crouau-Roy, B.
2007. Genetic variation and population struc-
ture of western Mediterranean and northern
Atlantic Stenella coeruleoalba populations in-
ferred from microsatellite data. Journal of the
Marine Biological Association of the United
Kingdom 87: 265-269.
Cabrera, A. 1925. Los grandes cetáceos del Estre-
cho de Gibraltar, su pesca y explotación. Traba-
jos del Museo Nacional de Ciencias Naturales.
Serie Zoologica N° 52, 64 pp.
Carbó Penche, M., Salazar Sierra, J.M., de Stepha-
nis, R., Esteban Pavo, R. 2007. Socio-Econimic
Analisys of the Whale-Watching industry In
Andalucia, Spain. 21st Ann. Meeting European
Cetacean Society, San Sebastian, Spain 22-25
April 2007
Foto 5 Rorcual común Balaenoptera physalus.
Photo 5 Fin whale Balaenoptera physalus.
172
Salazar-Sierra
Migres 1, 169-173
De Stephanis, R., Perez, N., Salazar, J., Poncelet,
E., Guinet, C. 2002. Interactions between killer
whales (Orcinus orca) and red tuna (Thunnus
thynnus) fshery in the Strait of Gibraltar, Pro-
ceedings of the the Fourth International Orca
Symposium and “workshop”, Chize, France, p
138-142
De Stephanis, R. 2008. Estrategias de aliment-
ación de los diferentes grupos de Calderón
común (Globicephala melas) en el Estrecho
de Gibraltar. Implicaciones para su conser-
vación. Tesis Doctoral. Universidad de Cádiz,
Cádiz, España.
De Stephanis, R., Cornulier, T., Verborgh, P., Sala-
zar Sierra, J., Pérez Gimeno, N., Guinet, C.
2008. Summer spatial distribution of cetaceans
in the Strait of Gibraltar in relation to the ocea-
nographic context. Marine Ecology Progress
Series 353: 272-288.
De Stephanis, R., Verborgh, P., Pérez Gimeno, N.,
Sánchez Cabanes, A., Pérez Jorge, S., Esteban
Pavo, R., Séller, N., Urquiola, E. and Guinet,
C. 2005. Impactos producidos por el tráfco
marítimo en las poblaciones de cetáceos en el
Estrecho de Gibraltar. Situación actual y pre-
visiones de futuro. Dirección General para la
Biodiversidad del Ministerio de Medio Ambi-
ente, Madrid, España.
De Stephanis, R., Verborgh, P., Pérez, S., Esteban,
R., Minvielle-Sebastia, L., Guinet, C. 2008.
Social structure of long-fnned pilot whales
(Globicephala melas) in the Strait of Gibraltar,
Acta Etologica. Online.
Drouot, V., M. Bérubé, Gannier, A., Goold, J.C.,
Reid, R.J., Palsboll, P.J. 2004. A note on ge-
netic isolation of Mediterranean sperm whales
(Physeter macrocephalus) suggested by mito-
chondrial DNA. The Journal of Cetaceans Re-
search and Management 6: 29-32.
García-martínez, J., Moya, A., Raga, J. A., Latorre,
A. 1999. Genetic differentiation in the striped
dolphin Stenella coeruleoalba from European
waters according to mitochondrial DNA (mtD-
NA) restriction analysis. Molecular Ecology 8:
1069–1073.
Giménez, J., Gauffer, P., Verborgh, P., De Ste-
phanis, R., Esteban, R., Corbella, C., Jaget,
Y. 2009. First photo-identifcation catalogue
of short-beaked common dolphins (Delphinus
delphis) of the Strait of Gibraltar and Gulf of
Cadiz 22rd Ann. Meeting European Cetacean
Society, Istambul, Turquia 2-4 March 2009
Guinet, C., Domenici, P., de Stephanis, R., Barrett-
Lennard, L., Ford, J.K.B., Verborgh, 2007. P.
Killer whale predation on bluefn tuna: explor-
ing the hypothesis of the endurance-exhaustion
technique. Marine Ecology Progress Series.
347: 111-119.
Natoli, A., Cañadas, A., Vaquero, C., Politi, E.,
Fernandez-Navarro, P., Hoelzel, A.R. 2008.
Conservation genetics of the short-beaked
common dolphin (Delphinus delphis) in the
Mediterranean Sea and in the eastern North
Atlantic Ocean. Conserv Genet DOI 10.1007/
s10592-007-9481-1.
Pauly, D. Trites, A.W., Capuli, E., Christensen, V.
1998. Diet composition and trophic levels of
marine mammals. ICES J Mar Sci 55: 467-481.
Pérez-Gimeno, N., De Stephanis, R., Salazar-Sier-
ra, J.M., Verborgh, P., Cañadas, A., Guinet, C.
2004. Do bottlenose dolphins (Tursiops trun-
catus) follow any seasonal movement pattern
in the Strait Of Gibraltar? 18th Ann. Meeting
European Cetacean Society, Kolmarden, Swe-
den 2004.
Pérez, S. 2007. Estudio de Abundancia, Residen-
cia y Uso de Hábitat del delfín mular (Tursiops
truncatus) en el Estrecho de Gibraltar. Tesis de
Máster. Universidad de Cádiz, Cádiz, España.
Reeves R., Notarbartolo di Sciara, G. 2006. The
status and distribution of cetaceans in the
Black Sea and Mediterranean Sea. IUCN Cen-
tre for Mediterranean Cooperation, Malaga,
Spain. 137 pp.
Reul, A. Vargas, J.M. Jiménez-Gómez, F., Echevar-
ría, F., Garcia-lafuente, J., Rodríguez, J. 2002.
Exchange of plantonic biomass through the
strait of Gibralatar in late summer conditions.
Deep-Sea Res Part II 49: 4131-4144.
Roussel, E. 1999. Les cétacés dans la partie orien-
tale du Détroit de Gibraltar au printemps: in-
dications d’écologie. Master thesis. Ecole Pra-
tique des Hautes Etudes, Montpellier, France.
Salazar Sierra, J.M., Torres, F.J., y Cabaleiro, E.
2008. Estudio de los aspectos socioeconómicos
y de conservación de la actividad de avista-
miento de cetáceos. Fundación Migres, Cádiz,
España.
173
Lista sistemática de los cetáceos del Estrecho de Gibraltar
Migres 1, 169-173
Sanpera C, Aguilar A, 1992. Modern Whaling off
the Iberian Peninsula during the 20th Century.
Rep Int Whal Commn 42: 723-730
SEC. Sociedad Española de Cetáceos, 1999.
Recopilación, Análisis, Valoración y Elab-
oración de Protocolos sobre las Labores de
Observación, Asistencia a Varamientos y Re-
cuperación de Mamíferos y Tortugas Marinas
de las Aguas Españolas. Ministerio de Medio
Ambiente Español. Secretaria General de Me-
dio Ambiente, Technical Report Sociedad Es-
pañola de Cetáceos Avaible from SEC, Nalón
16, E-28240 Hoyo de Manzanares, Madrid,
Spain.
Selling, J. 2007. Fin whales off Gibraltar. 21st
Conference of the European Cetacean Society
April 2007 – San Sebastian, Spain.
Silvani, L., Gazo, M., Aguilar, A. 1999. Spanish
driftnet fshing and incidental catches in the
western Mediterranean. Biological Conserva-
tion 90:79-8
Stringer, C.B., Finlayson, J.C., Barton, R.N.E.,
Fernández-Jalvo, Y., Cáceres, I., Sabin, R. C.,
Rhodes, E.J., Currant, A.P., Rodríguez-Vidal,
J., Giles-Pacheco, F., Riquelme-Cantal, J.A.
2008. Neanderthal exploitation of marine mam-
mals in Gibraltar. PNAS 105: 14319–14324.
Vargas 2005. Cazadores de ballenas en el Golfo de
Cádiz, Ed. Jaime Conde, ISBN 84-09-5853-1,
122pp.
Verborgh, P., de Stephanis, R., Pérez, S., Jaget, Y.,
Barbraud C., Guinet, C. 2009. Survival rate,
abundance, and residency of long-fnned pilot
whales between 1999 and 2005 in the Strait of
Gibraltar. Marine Mammal Science. In press.
Watkins, W.A., Daher, M.A., Fristrup, K.M., How-
ald, T.J., Nortobartolo di Sciara, G.1993. Sperm
whales tagged with transponders and tracked
underwater by sonar. Mar Mamm Sci 9:55-67.
175
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
Noticiario Ornitológico del Estrecho de Gibraltar 2008
Recopilado por Juan RAMÍREZ
MIGRES Revista de Ecología
Correspondencia
Fundación Migres. Ctra.
N-340, Km. 96.7, Huerta
Grande, Pelayo, Algeciras
E-11390 Cádiz (España).
(juanramirez@fundacionmi-
gres.org)
A continuación se presentan las observaciones más
singulares que se han producido en el ámbito del
área del estrecho de Gibraltar que incluyen el Cam-
po de Gibraltar y la comarca de La Janda, Ceuta,
Gibraltar y norte de Marruecos (regiones de Tán-
ger-Tetouán, Garb-Chrarda-Beni Hsen, Taza-Alhu-
cemas-Taunat y Oriental), en el periodo del 2008.
Mencionar que las observaciones de aves ra-
ras que se presentan a continuación se desconoce
si han sido remitidas a los distintos comités de ra-
rezas, Comité de Rarezas de SEO/BirdLife (Dies
et al. 2008) y especies The Moroccan Rare Birds
Committee (Go-South Bull).

Ánsar común Anser anser
Greylag Goose, Oie cendrée
El invierno 2008/2009 ha traído algunos efectivos
de esta especie al estrecho de Gibraltar, donde es
escasa e irregular. Tres observaciones en La Janda
y una en Ceuta.
El 15/11 se observan tres inds. sobre la Loma
de Las Margaritas, Ceuta, volando hacia el sur (Ji-
ménez y Navarrete, 2008).
En La Janda, Vejer de la Frontera, 2 ind. el
10/12 (C. Torralvo y A. de la Cruz/Fundación Mi-
gres) y un número sin determinar pero reducido de
inds. oídos al anochecer el 11/12 (P. Zufaur y J.
Ramírez/Fundación Migres). Cinco inds. el 30/11
en La Janda, Tarifa (J. Elorriaga/Fundación Mi-
gres).
Cerceta carretona Anas querquedula
Garganey, Sarcelle d´été
Cifras importantes de este pato migrador. El 14/03
se estiman 1000 individuos sedimentados en la pla-
ya de Los Lances, Tarifa (M. González, R. Benju-
mea/Fundación Migres).
El 15/03 se observan más de 900 individuos
entre las 10:00 h y las 12:30 h volando hacia el este
en el Estrecho de Gibraltar, en grupos de 40 a 200
inds. Ese mismo día se observa un grupo de 450
inds hacia el noreste sobrevolando la playa de los
Lances, Tarifa (A. Onrubia, M. León, R. Benjumea
y J. Ramírez/Fundación Migres).
Cerceta pardilla Marmaronetta angustirostris
Marbled Duck, Sarcelle marbrée
El 30/05 se observa un bando de siete inds. volando
frente a la isla de Tarifa hacia el oeste (M. Gonzá-
lez/Fundación Migres).
El 13/07 se observa un ind. solitario hacia el
suroeste desde la isla de Tarifa. (A. Onrubia/Fun-
dación Migres, Senda Ortega, Francisco Javier
González).
Porrón pardo Aythya nyroca
Ferruginous Duck, Fuligule nyroca
Concentración de, al menos, 140 inds, el 03/11 en
las marismas del Loukos, Larache (Marruecos) (B.
Pérez y V. Cortés/Fundación Migres).
176
Ramírez
Migres 1, 175-190
Porrón acollarado Aythya collaris
Ring-necked Duck, Fuligule à bec cerlé
Un macho ad. el 19/02 en Mdiq, Tetuán (Marrue-
cos) (Amezian y Thompson, 2009).
Negrón especulado Melanitta fusca
Velvet Scoter, Macreuse brune
Se detectan cuatro inds. el 18/10 desde la Isla de
Tarifa volando hacia el oeste (A. de la Cruz y vo-
luntarios VII turno/Fundación Migres).
Pardela cenicienta Calonectris diomedea
Cory`s Shearwater, Puffn cendré
Cifras espectaculares de migración. Se estima una
media de 20000 aves/hora de 16:30 a 18:30 horas
el 01/11, en un censo realizado desde una embarca-
ción frente a la playa de Benzú, Ceuta (Rodríguez,
2008).
Cifra máxima obtenida en un solo día de censo
en la isla de Tarifa: 12867 inds. volando hacia el
oeste el 07/11 (una tasa de 2340 aves/hora y 3920
entre las 9 y las 10 horas, UTC) (D. Cuenca y C.
Torralvo/Fundación Migres).
Pardela capirotada Puffnus gravis
Great Shearwater, Puffn majeur
Dos observaciones, una desde Tarifa y otra desde
Ceuta:
Un ind. volando hacia el oeste observado desde
la isla de Tarifa el 17/10 (J. Ramírez y Javier Gó-
mez/Fundación Migres).
Se observa un ind. frente a la playa del Desna-
rigado, Ceuta el 15/11. (Amador y Cubillo, 2008).
Pardela sombría Puffnus griseus
Sooty Shearwater, Puffn fulgineux
Siete observaciones desde la isla de Tarifa y otras
dos en Ceuta.
Dos inds. volando hacia el oeste desde la isla de
Tarifa el 20/05 (V. Cortés/Fundación Migres).
Un ind. hacia el oeste desde la isla de Tarifa el
08/07 y otro el 20/08 (Fundación Migres).
Un ind. hacia el este desde la isla de Tarifa el
10/09 y otro el 24/09. (Fundación Migres).
Un ind. el 03/10 observado desde punta Santa
Catalina, Ceuta (Sánchez., 2008).
Un ind. hacia el oeste desde la isla de Tarifa el
02/11 (Fundación Migres).
Dos inds. el 15/11 frente a la Playa del Desnari-
gado, Ceuta (Amador y Cubillo, 2008).
Un ind. hacia el este desde la isla de Tarifa el
20/11. (Fundación Migres).
Pardela balear Puffnus mauretanicus
Balearic Shearwater, Puffn de Méditerranée
Cifra máxima contabilizada en un día durante el
paso prenupcial de esta especie mundialmente
amenazada: 987 inds. al este desde la isla de Tarifa
el 26/10 (una tasa se 180 aves/hora). (G. Muñoz y
B. Pérez/Fundación Migres).
Cifra máxima contabilizada en un día duran-
te el paso postnupcial de esta especie: 743 inds. al
oeste desde la isla de Tarifa el 07/06 (una tasa de
77,4 aves/hora) (Fundación Migres).
Pardela pichoneta Puffnus puffnus
Manx Shearwater, Puffn des Anglais
Cuatro observaciones en Tarifa y dos en Ceuta:
Un ind. hacia el oeste el 13/03 desde la isla de
Tarifa. Fundación Migres.
Un ind. observado desde la playa de Los Ale-
manes, Tarifa, el 11/05 (Salvador Solís).
Dos inds. el 05/06 frente a la playa de Benzú,
Ceuta (Rodríguez, 2008).
Un ind. volando hacia el oeste frente a la isla de
Tarifa el 20/05 (D. Cuenca/Fundación Migres).
El 03/11 se observan dos inds. desde una em-
barcación frente a la playa de Benzú, Ceuta (Ro-
dríguez, 2008).
El 18/11 dos inds. al oeste desde la isla de Tari-
fa (Fundación Migres).
Pardela mediterránea Puffnus yelkouan
Levantine Shearwater, Puffn Yelkouan
Ocho observaciones en la isla de Tarifa de esta es-
pecie que pasa frecuentemente desapercibida de-
bido a las difcultades de su diferenciación de la
pardela balear.
El 13/03 un ind. al oeste. (Fundación Migres).
El 13/05 dos inds. al oeste. (Fundación Migres).
El 24/06 un ind. al este.(Fundación Migres).
El 24/09 un ind. al este. (Fundación Migres).
El 27/10 cuatro registros diferentes que suman
6 inds. en total volando al oeste. (B. Pérez y D.
Cuenca/Fundación Migres).
177
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
Pardela chica Puffnus assimilis
Little Shearwater, Puffn semblable
Dos observaciones desde Tarifa y una desde Ceuta:
Un ind. observado desde la playa de Los Ale-
manes, Tarifa, el 11/05. (Salvador Solís).
Un ind. volando al este observado desde la isla
de Tarifa el 24/09 (D. Cuenca/Fundación Migres y
Darío Delgado).
El 03/11 se observan 6 inds. (un grupo de 4 y
otro de 2) frente a la Playa de Benzú, Ceuta (Ro-
dríguez, 2008).

Cormorán moñudo Phalacrocorax aristotelis
Shag, Cormoran huppé
Un ind. ad. en plumaje nupcial el 14/03 posado en los
roquedos de punta Carnero, Algeciras, junto a cor-
moranes grandes (J. Ramírez/Fundación Migres).
Avetoro común Botaurus stellaris
Great Bittern, Butor étoilé
Sólo una observación fuera de las marismas del
Loukos, Larache (Marruecos) donde es residente:
un ind. en las marismas de Mdiq, Tetuán (Marrue-
cos), el 19/02 (Amezian, 2009).

Garcilla cangrejera Ardeola ralloides
Squacco Heron, Cravier cheveliu
Invernada de, al menos, dos inds. en La Janda, Ve-
jer de la Fra. en el invierno 2007/2008 (J. Ramírez/
Fundación Migres).
Un bando de 26 inds. volando sobre el mar hacia
el este frente a la isla de Tarifa, atacado por un pága-
lo grande el 10/06 (J. Ramírez/Fundación Migres).
Garceta grande Egretta alba
Great White Egret, Grande Aigrette
Un ave solitaria pescando en La Janda, Vejer de
la Fra., el 18/01 y el 02/02 (J. Ramírez/Fundación
Migres).
Un individuo en la playa de los Lances, Tarifa,
el 27/06 (A. Onrubia/Fundación Migres).
Un ind. en los arrozales de La Janda, Vejer de la
Fra., el 25/10 (J. Ramírez-Fundación Migres y Sal-
vador Solís); el 11/11 (J. Ramírez, V. Cortés y vo-
luntarios VIII turno/Fundación Migres); el 21/11; el
30/11 y el 14/12 (J. Elorriaga/Fundación Migres).
Dos inds. el 31/12 en La Janda, Vejer de la Fra.
(A. de la Cruz/Fundación Migres y Noelia Luque).
Garza real Ardea cinerea
Grey Heron, Héron cendré
Concentración numerosa de esta especie en las ma-
rismas del Palmones, Los Barrios-Algeciras: 182
inds. el 21/11 (C. Torralvo, J. Utrera y M.Garrón/
Fundación Migres).
Cigüeña blanca Ciconia ciconia
White Stork, Cicogne blanche
Fecha anómala de observación de esta especie cru-
zando el estrecho de Gibraltar hacia el sur: un ban-
do de 11 inds. el 23/04, desde de Cazalla, Tarifa (A.
Onrubia/Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un solo día
de migración postnupcial el 24/07 desde el obser-
vatorio de Cazalla, Tarifa: 11142 inds. de los cuales
7000 formaban un solo bando (A. Onrubia y volun-
tarios I turno/Fundación Migres).
Primera observación de un bando retornando
a Europa en El Pozuelo, Tarifa: 130 inds. volando
hacia el norte, procedentes de África el 29/10 (C.
Torralvo/Fundación Migres).
Cigüeña negra Ciconia nigra
Black Stork, Cicogne noire
Sólo dos meses de diferencia entre el último ind.
observado llegando a Europa en paso prenupcial
desde Punta Carnero, Algeciras, el 23/05 (A. de la
Cruz y J. Ramírez/Fundación Migres) y el primer
ind. detectado en paso postnupcial, el 24/07 desde
Cazalla, Tráfco y El Pozuelo (A. Onrubia y volun-
tarios I turno/Fundación Migres).
Número máximo observado en un día del paso
postnupcial desde un solo puesto el 21/09: 367
inds. volando al sur en Tráfco, Tarifa (J. Ramírez y
voluntarios V turno/Fundación Migres).
Una observación de un ind. en invierno el
20/01 en El Corchaíllo, Los Barrios (M. González/
Fundación Migres).
Ibis sagrado Threskiornis aethiopicus
Sacred Ibis, Ibis sacré
Un ind. solitario volando hacia el NW sobre el río
Jara, Tarifa, el 09/01 (J. Ramírez/Fundación Mi-
gres).
178
Ramírez
Migres 1, 175-190
Un ind. solitario en La Janda, Tarifa, el 21/11
(J. Elorriaga/Fundación Migres).
Morito común Plegadis falcinellus
Glossy Ibis, Ibis falcinelle
Cifras altas de concentraciones en La Janda, Tarifa:
100 inds. el 10/08 (Juan José Ramos Melo, Manuel
Lobón y Pepe Cazorla) y 89 inds. el 28/08 (Ángel
Arredondo).
Observatorio de Tráfco, Tarifa, 30 ind. volan-
do hacia el sur el 27/09 (A. de la Cruz/Fundación
Migres).
Ibis eremita Geronticus eremita
Bald Ibis, Ibis chauve
Tres registros en la zona europea del estrecho de
aves sin duda procedentes del proyecto de reintro-
ducción en la sierra del Retín, Barbate.
14 inds. volando al oeste observados el 01/08
desde Los Lances, la Isla de Tarifa, Tráfco, Cazalla
y La Hoya, Tarifa (M. González, A. de la Cruz, J.
Elorriaga, P. Zufaur y voluntarios I turno/Funda-
ción Migres).
7 inds. volando observados desde Cazalla y
Tráfco el 31/08 (V. Cortés, M. León y voluntarios
III turno/Fundación Migres).
Desde Cazalla, Tarifa, 14 ind. el 01/09 (C. To-
rralvo/Fundación Migres).
Abejero europeo Pernis apivorus
European Honey-buzzard, Bondrée apivore
Número máximo contabilizado en un solo día duran-
te el paso prenupcial: 10488 aves llegando a Europa
entre las 10 y las 15 horas del 02/05. Esta cifra es
el sumatorio de los seis puestos de observación que
dicho proyecto instala entre punta Camarinal, Tarifa
y punta Secreta, Algeciras (Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un solo día
durante el paso postnupcial: 26947 inds. volando al
sur desde Algarrobo, Algeciras, en un día de viento
de poniente (A. Onrubia y voluntarios III turno/
Fundación Migres).
Milano negro Milvus migrans
Black Kite, Milan noir
Número máximo contabilizado en un solo día du-
rante el paso prenupcial: 8978 aves llegando a Eu-
ropa entre las 10 y las 15 horas del 19/08. Esta cifra
es el sumatorio de los seis puestos de observación
instalados por Fundación Migres entre punta Ca-
marinal, Tarifa y punta Secreta, Algeciras durante
la campaña de seguimiento del paso prenupcial de
planeadoras (Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un solo
puesto durante el paso postnupcial: el 05/08 en Trá-
fco, Tarifa, 9978 inds. volando al sur (A Onrubia y
voluntarios I turno/Fundación Migres).
Milano real Milvus milvus
Red Kite, Milan royal
Un grupo de doce jóvenes volando sobre La Hoya,
Tarifa, el 22/11 (J. Elorriaga/Fundación Migres).
Invernada de esta especie en Ceuta: durante
el invierno 2007/08, un ind. permanece en la zona
del Arroyo de las Bombas y Línea de Fuertes (Sán-
chez, 2008).
Quebrantahuesos Gypaetus barbatus
Lammergeier, Gypaète barbu
Un ejemplar inmaduro volando en compañía de
buitres leonados el 07/08 sobre El Pelayo, Algeci-
ras (Antonio-Román Muñoz/Fundación Migres).
Alimoche común Neophron percnopterus
Egyptian Vulture, Vautour percnoptère
Número máximo contabilizado en un solo día du-
Foto 1 Ibis sagrado, Threskiornis aethiopicus, Sa-
cred Ibis. Joven (juvenile), 21/11/08, La Janda, Tari-
fa. Foto: Javier Elorriaga.
179
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
rante el paso prenupcial en el estrecho de Gibraltar:
80 adultos llegando a Europa entre las 10 y las 15
horas del 03/03. Esta cifra es el sumatorio de los
seis puestos de observación que dicho proyecto
instala entre punta Camarinal, Tarifa y punta Se-
creta, Algeciras (Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un día du-
rante el paso postnupcial en Cazalla, Tarifa, el
09/09: 213 inds (A. de la Cruz y voluntarios IV
turno/Fundación Migres).
Un ad. cruzando el estrecho en dirección sur
desde La Hoya, Tarifa, el 25/10 (J. Elorriaga/Fun-
dación Migres).
Buitre dorsiblanco africano Gyps africanus
African White-backed Vulture, Vautour
d´Afrique
El 07/09 se fotografía un ind. en vuelo junto a bui-
tres leonados en Tarifa. (Varesvuo, 2008).
Buitre leonado Gyps fulvus
Griffon Vulture, Vautour fauve
Cifra máxima en migración otoñal el 29/10: 1807
inds. cruzan el estrecho entre el cerro de las Cante-
ras, Tarifa y el cerro de El Fraile, Algeciras (Fun-
dación Migres). Ese mismo día se detectan 60 inds.
en la zona de García Aldabe, Ceuta, entre las 9:50
y las 10:40 h (Cárceles, 2008a).
Buitre moteado Gyps rueppellii
Rüppell´s Vulture, Vautour de Rüppell
Tres observaciones del invierno 2007-08:
El 29/01 en Cazalla, Tarifa, se observa un jov.
o inm. alimentándose en una carroña (D. Cuenca/
Fundación Migres).
El 31/08 probablemente el mismo ind. volan-
do en La Hoya, Tarifa (D. Cuenca/Fundación Mi-
gres).
El 06/02 un inm. alimentándose en una carroña
en La Peña, Tarifa (M. González/Fundación Mi-
gres).
Una sola observación durante el paso primave-
ral: un ind. llegando a la playa de Los Lances desde
el mar en compañía de buitres leonados el 20/06
(A. Onrubia/Fundación Migres).
32 observaciones entre el 30/08 y el 20/11, repar-
tidas entre La Hoya-Puerto del Bujeo, Tarifa (139);
Cazalla-Tráfco, Tarifa (7); Algarrobo, Algeciras (5),
El Pozuelo, Tarifa (3); La Peña, Tarifa (1); Puerto del
Cabrito, Tarifa (1); El Fraile, Algeciras (1) y el ver-
tedero de Los Barrios (1). 23 de esas observaciones
corresponden a un solo ind. y 9 son observaciones
de, al menos, dos inds. diferentes. En nueve observa-
ciones se han datado estas aves como jóvenes y en 16
como inmaduros (Fundación Migres).
El 04/10 se captura un inm. en El Pozuelo, Ta-
rifa, al que se le ponen marcas alares en ambas alas
y anilla de PVC. En todas las marcas con el código
9F0 (dígitos negros sobre fondo blanco) (Funda-
ción Migres).
Foto 2 Buitre dorsiblanco africano, Gyps africanus,
African White-backed Vulture. Inmaduro (inmature),
07/09/08, Tarifa. Foto: Markus Varesvuo.
Foto 3 Buitre moteado, Gyps rueppellii, Rüppell´s
Vulture. Inmaduro (inmature), 19/11/2008, La Hoya,
Tarifa Foto: Javier Elorriaga.
180
Ramírez
Migres 1, 175-190
Una sola observación en invierno, de un inm.
el 18/12 posado en el vertedero de Los Barrios jun-
to con buitres leonados (J. Elorriaga, A.R. Muñoz,
C. Torralvo, M. González y P. Zufaur/Fundación
Migres).
Buitre negro Aegypius monachus
Monk Vulture, Vautour moine
Ocho observaciones de, al menos, cuatro indivi-
duos distintos, dos de ellos cruzando a África y casi
todas en noviembre, coincidiendo con las fechas de
migración postnupcial del buitre leonado.
La primera observación corresponde a un jo-
ven volando sobre La Hoya, Tarifa, el 29/10, en un
día de cruce al continente africano de unos 1700
buitres leonados (D. Cuenca, J. Elorriaga, A. Onru-
bia y A. de la Cruz/Fundación Migres).
El 18/11 se da cruce a África a un joven desde
La Hoya, Tarifa (J. Elorriaga y voluntarios del IX
turno/Fundación Migres).
El 21/11 se observa a un individuo joven volan-
do en compañía de buitres leonados alrededor de la
colonia de cría de esta especie en La Sarga, Tarifa
(J. Elorriaga/Fundación Migres).
El 22/11 se observan tres individuos distintos,
todos jóvenes, en La Hoya, Tarifa, dándose cruce a
África a uno de ellos (J. Elorriaga y voluntarios IX
turno/Fundación Migres).
El 23/11 se vuelven a observar dos jóvenes vo-
lando en La Hoya, Tarifa (J. Elorriaga y voluntarios
IX turno-Fundación Migres).
El 30/11 se observa por la mañana un individuo
joven en La Hoya, Tarifa (J. Ramírez/Fundación
Migres) y por la tarde en el valle del Santuario, Ta-
rifa (J. Elorriaga/Fundación Migres), posiblemente
el mismo ind.
El 01/12 se observa un individuo joven en La
Hoya, Tarifa (C. Torralvo/Fundación Migres).
Culebrera europea Circaetus gallicus
Short-toed Eagle, Circaète Jean-le-blanc
Número máximo contabilizado en un día durante
el paso prenupcial: 1972 inds. llegando a Europa
entre las 10 y las 15 horas del 06/03. Esta cifra es
el sumatorio de los seis puestos de observación que
dicho proyecto instala entre Punta Camarinal, Tari-
fa y Punta Secreta, Algeciras. Fundación Migres.
Fecha anómala de cruce de un ave de esta espe-
cie al continente africano desde La Hoya, Tarifa, el
09/05 (A. Onrubia/Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un día du-
rante el paso postnupcial: 1822 inds. volando al sur
el 26/09 en Cazalla, Tarifa (J. Elorriaga y volunta-
rios V turno/Fundación Migres).
Aguilucho lagunero occidental Circus aeru-
ginosus
Marsh Harrier, Busard des roseaux
Cifra máxima contabilizada un solo día en paso
postnupcial: 19 inds. volando al sur el 19/09 en
Algarrobo, Algeciras (Técnicos y voluntarios V
turno/Fundación Migres).
A partir de marzo de 2008 se observa una pa-
reja en la zona del Arroyo de las Bombas, Ceuta,
aportando material al nido. A mediados de junio se
observan 2 pollos volanderos (Sánchez & Cárceles,
2008).
Aguilucho papialbo Circus macrourus
Pallid Harrier, Busard Pâle
Un jov. fotografado en migración prenupcial el
13/05 en Cazalla, Tarifa (A. Onrubia, J. Ramírez y
V. Cortés/Fundación Migres).
Aguilucho cenizo Circus pygargus
Montagu´s Harrier, Busard cendré
Cifra máxima contabilizada en paso post-
nupcial: 44 inds. volando al sur el 09/09 des-
de Cazalla, Tarifa (J. Ramírez y voluntarios
V turno/Fundación Migres).
Foto 4 Buitre negro, Aegypius monachus, Monk
Vulture. Segundo año calendario (second year),
30/11/08, Valle del Santuario, Tarifa. Foto: Javier
Elorriaga.
181
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
Busardo ratonero Buteo buteo
Common Buzzard, Buse variable
Un jov. en el Arroyo de las Bombas, Ceuta, el 24/07
(Cárceles, 2008a).
Buteo buteo vulpinus
Hay, al menos, cuatro observaciones con foto-
grafías, en buenas condiciones que permiten iden-
tifcar a esta subespecie migradora de ratonero que,
probablemente, pasa inadvertida por el estrecho de
Gibraltar:
El 24/09 en Tráfco, Tarifa, un ind. posado y en
vuelo (J. Ramírez y voluntarios V turno/Fundación
Migres).
El 03/10 en Tráfco, Tarifa un ind. posado y ca-
zando (M. León, J. Ramírez y voluntarios VI turno/
Fundación Migres, Thodor Thodorov).
El 08/10 en Algarrobo, Algeciras, un ind. vo-
lando al sur (J. Ramírez y voluntarios VI turno/
Fundación Migres).
El 29/10 en Tráfco, Tarifa, un ind. al sur. J. Ra-
mírez/Fundación Migres.
Además el 19/09 se observa un ind. sin deter-
minar en Tráfco, Tarifa, con características com-
partidas tanto por B. rufnus como por B. buteo
vulpinus (J. Elorriaga y voluntarios V turno/Fun-
dación Migres).
Busardo moro Buteo rufnus
Long-legged Buzzard, Buse féroce
Más de 60 observaciones diferentes en la zona
europea del estrecho, repartidas a lo largo de todo
el año, que sugieren que, algunos inds. al menos,
son residentes en la vertiente europea del estrecho.
La mayoría de estas observaciones corresponden
a aves solitarias; con cinco observaciones de dos
aves juntas y dos observaciones de tres inds.: el
31/01, tres aves diferentes en La Hoya, Tarifa (D.
Cuenca/Fundación Migres) y el 13/09 en La Janda,
Medina-Sidonia (Pinheiro, 2008). Es, precisamen-
te, en La Hoya donde más observaciones se acu-
mulan a lo largo de todo el año, un total de 35, casi
todas referidas a un mismo ind. en su 2º año de
calendario. En noviembre se detecta un ad. en Los
Barrios, donde se le localiza durante todo diciem-
bre y enero de 2009. Este ind. y el de La Hoya se
corresponden bien con la subespecie cirtensis, del
norte de África (Fundación Migres).
Posible nidifcación en el Monte Hacho, Ceuta.
El 07/08 se observan un ad. y un jov. En fechas
posteriores se observa una pareja (coincidiendo
con otra en el Campo Exterior de Ceuta). Durante
el mes de octubre se vuelve a observar 1 ad. y 1 jov.
(Cambelo, 2008).
Foto 5 Morfo de Ratonero de estepa, Buteo buteo
vulpinus, Steppe Buzzard, Partes superiores en
vuelo (upper parts, fying). 03/10/2008, Tráfco, Tari-
fa. Foto: Thodor Thodorov.
Foto 6 Morfo de Ratonero de estepa, Buteo buteo
vulpinus, Steppe Buzzard. Partes inferiores, cazan-
do (under parts, hunting). 03/10/2008, Tráfco, Tari-
fa. Foto: Thodor Thodorov.
Foto 7 Busardo moro, Buteo rufnus, Long-legged
Buzzard. 05/02/08, La Hoya, Tarifa. Foto: Andrés de
la Cruz.
182
Ramírez
Migres 1, 175-190
Águila pomerana Aquila pomarina
Lesser Spotted Eagle, Aigle pomarin
Cinco observaciones de inds. en paso prenupcial:
El 20/03 un ind. entrando a un dormidero de
milanos negros en la Finca La Mediana, Benalup-
Casas Viejas (A. Onrubia y J. Ramírez/Fundación
Migres y Jesús Morena).
El 24/04 un ind. de plumaje muy deteriorado
alimentándose en la ctra. N-340 en El Cuartón, Ta-
rifa (L. Barrios/Fundación Migres).
El 26/04 un individuo volando en Cazalla, Ta-
rifa (A. Onrubia/Fundación Migres).
El 04/05 un individuo junto a milanos negros
en migración activa en El Pozuelo, Tarifa (J. Ramí-
rez y A. Onrubia/Fundación Migres, Marina Gue-
rrero y Patricia Mendoza).
El 02/06 un ind. llega a Punta Carnero, Algeci-
ras, desde el mar con un buitre leonado (J. Ramí-
rez/Fundación Migres).
Siete observaciones en paso postnupcial.
El 06/08 un ind. en Cazalla, Tarifa, cruzando a
África con milanos negro (A. de la Cruz y volunta-
rios I turno/Fundación Migres).
El 14/08 un ind. mudando las plumas de vuelo
en Cazalla, Tarifa, cruzando a África con milanos
negros (J. Ramírez y voluntarios II turno/Funda-
ción Migres).
El 15/08 un ind. en Cazalla, Tarifa, cruzando a
África con milanos negros (A. de la Cruz y volun-
tarios II turno/Fundación Migres).
El 02/09 se observa un ind. con muda activa de
plumas de vuelo simultáneamente desde los obser-
vatorios de Cazalla, Tráfco y Canteras, Tarifa (M.
González, J. Ramírez y voluntarios III turno/Fun-
dación Migres).
El 20/09 un ind. en Algarrobo, Algeciras (J.
Elorriaga y voluntarios V turno/Fundación Mi-
gres).
El 30/09 se observa un ind. de segundo año en
Bolonia, Tarifa (Vasämies & Backlund, 2008).
El 06/10 un ind. en Cazalla, Tarifa (M. Gonzá-
lez y voluntarios VI turno/Fundación Migres).
Aquila pomarina x (A. pomarina x A. clanga)
Un ind. jov., descendiente de una pareja com-
puesta por un macho de águila pomerana y una
hembra híbrida de águila pomerana y moteada,
provisto de un emisor satélite y anillado en Ros-
tock, Alemania, por el investigador B.-U. Meyburg
fue fotografado en La Janda, Tarifa, el 07/10 (Cho-
dkiewitz, 2008). Se confrma que cruza el estrecho
de Gibraltar el 29/10. Este es el primer ind. que
toma esta ruta migratoria de un total de 30 inds.
marcados (de águilas pomerana, moteada e híbri-
das) y seguidos por satélite (Meyburg com pers).
Aquila pomarina/A. clanga
Hay dos observaciones de águilas que perte-
necen a una de estas dos especies tan difíciles de
diferenciar.
El 30/08 en Tráfco, Tarifa, un ind. cruzando (P.
Zufaur y voluntarios V turno/Fundación Migres).
El 20/09 un ad. volando al sur en Algarrobo,
Algeciras (J. Elorriaga y voluntarios V turno/Fun-
dación Migres).
Águila esteparia Aquila nipalensis
Steppe Eagle, Aigle des sttepes
Se detecta y fotografía un ind. adulto, probablemen-
te en migración activa, sobre Tarifa el 06/05, volan-
do a baja altura hacia el norte (Dick Forsman).
Águila imperial ibérica Aquila adalberti
Spanish Imperial Eagle, Aigle ibérique
Tres observaciones de aves inmaduras coincidien-
do con el paso prenupcial de planeadoras:
El 06/03 un inm., entrando del mar observado
desde El Pozuelo, Tarifa (A. Onrubia/Fundación
Migres).
El 19/03 otro inm. entrando en compañía de
milanos negros por La Hoya, Tarifa (A. Onrubia/
Fundación Migres).
El 21/03 otro inm. entrando desde el observa-
torio de Cazalla, Tarifa (J. Ramírez/Fundación Mi-
gres y Jesús Morena).
Nueve observaciones, dos de ellas de inds. ini-
ciando el cruce del estrecho, durante el paso post-
nupcial:
Un jov. el 16/09 volando desde Cazalla, Tarifa
(C. Torralvo/Fundación Migres).
Un ind. observado simultáneamente desde Ca-
zalla y Tráfco, Tarifa, el 25/09 (M. González y vo-
luntarios V turno/Fundación Migres).
El 26/09 se detecta un jov. volando en La Hoya,
Tarifa (V. Cortés/Fundación Migres).
El 02/10 un jov. o inm. portando un emisor se
observa cruzando desde Cazalla, Tarifa (M. Gonzá-
lez y voluntarios VI turno/Fundación Migres).
El 06/10 se observa un ind. en Cazalla, Tarifa
183
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
(M. González y voluntarios VI turno/Fundación
Migres) y, poco después, dos jóvs. peleándose en
vuelo en Algarrobo, Algeciras (A. de la Cruz y vo-
luntarios VI turno/Fundación Migres). Ese mismo
día se observa un ind. en La Hoya, Tarifa (J. Elo-
rriaga y voluntarios VI turno/Fundación Migres).
Un jov. El 16/10 sobre La Hoya, Tarifa, inten-
tando el cruce a África sin conseguirlo (A. Onrubia,
A.R. Muñoz, J. Elorriaga, M. González, L. Barrios
y J. Ramírez/Fundación Migres).
Un jov. o inm. lanzándose a cruzar el estrecho
en compañía de buitres leonados el 18/10 desde La
Hoya, Tarifa (M. González/Fundación Migres).
Un jov. en La Hoya, Tarifa, el 25/11 (J. Elorria-
ga y voluntarios IX turno/Fundación Migres).
Águila real Aquila chrysaetos
Golden Eagle, Aigle royal
El 28/03 se observa un jov. entrando del mar a Eu-
ropa en Punta Carnero, Algeciras (M. González/
Fundación Migres).
Un joven, con anilla de PVC blanco, da caza a
un águila calzada en el aire en Algarrobo, Algeci-
ras, el 16/09 y se la lleva en vuelo (J. Elorriaga y
voluntarios del V turno/Fundación Migres). El mis-
mo individuo se deja ver al día siguiente, 17/09, en
el mismo observatorio.
Aguililla calzada Hieraaetus pennatus
Booted Eagle, Aigle botté
Número máximo contabilizado en un solo día du-
rante el paso prenupcial en el estrecho de Gibraltar:
1.006 aves llegando a Europa entre las 10 y las 15
horas del 31/03. Esta cifra es el sumatorio de los
seis puestos de observación que dicho proyecto
instala entre punta Camarinal, Tarifa y punta Se-
creta, Algeciras (Fundación Migres).
Número máximo contabilizado en un solo día
durante el paso postnupcial en el estrecho de Gi-
braltar: 2086 aves volando hacia el sur en Algarro-
bo el 01/10 (J. Ramírez y voluntarios VI turno/Fun-
dación Migres).
Pocos registros invernales para el estrecho.
Un ind. el 02/12 en La Hoya, Tarifa (J. Elorriaga-
Fundación Migres) y otro el 10/12 en el Cerro de
Hermanillas, Algeciras (J. Elorriaga y J. Ramírez/
Fundación Migres).
Águila pescadora Pandion haliaetus
Osprey, Balbuzard pêcheur
Cifra máxima contabilizada en un día de paso post-
nupcial: 14 inds. volando al sur desde Algarrobo,
Algeciras, el 07/09 (J. Elorriaga y voluntarios IV
turno/Fundación Migres).
Cenícalo patirrojo Falco vespertinus
Red-footed Falcon, Faucon kobez
Once observaciones diferentes, todas de machos
ads. En la primavera de 2008 ha habido una presen-
cia excepcional de este migrador del este de Europa
en toda la península Ibérica.
El 29/04, un macho ad. en La Janda, Tarifa, po-
sado y alimentándose (A. Onrubia, L. Barrios, G.
Muñoz, A.R. Muñoz /Fundación Migres).
El 30/04, probablemente el mismo macho ad.
en la misma zona y con el mismo comportamiento
(A. Onrubia, A. de la Cruz, V. Cortés y M. León/
Fundación Migres). El mismo día, también en la
Janda, Tarifa, se observan juntos tres machos ads.
(Pablo Ortega).
En la mañana del 01/05 se observó un macho
ad. en el observatorio de Cazalla, Tarifa (A. Onru-
bia/Fundación Migres) y por la tarde, quizás el mis-
mo macho ad., cazando en el cortijo de El Pozuelo,
Tarifa (A. Onrubia/ Fundación Migres e Itziar Ló-
pez). Ese mismo día, un macho ad. en La Janda,
Tarifa (Fernando Enrique y Antonio Cavas).
Foto 8 Cernícalo patirrojo, Falco vespertinus, Red-
footed Falcon. Macho adulto (adult male), 30/04/08.
La Janda, Tarifa. Foto: David Cuenca.
184
Ramírez
Migres 1, 175-190
El 04/05 un macho ad. volando al norte sobre
El Pozuelo, Tarifa (Marina Guerrero y Patricia
Mendoza).
El 07/05, un macho ad. posado en un cable de te-
léfono junto a la ctra. N-340 aproximadamente en el
km nº 71, Tarifa (A.R. Muñoz/Fundación Migres).
El 12/05, un macho ad. entrando a tierra desde
el mar en la Playa de Los Alemanes, Tarifa (Salva-
dor Solís y Joaquín Mazón).
El 16/05, un macho ad. volando sobre la zona de
Depósitos, Tarifa (A. de la Cruz/Fundación Migres).
Una observación en verano, el 07/08, un ma-
cho ad. en vuelo en Tráfco, Tarifa (C. Torralvo y
voluntarios II turno/Fundación Migres).
Halcón de Eleonora Falco eleonorae
Eleonora´s Falcon, Faucon d´Éléonore
Seis observaciones entre mayo y octubre, tres en
Europa y tres en África.
Ad. de fase oscura observado a las 16:30 h. del
día 21/05 volando hacia el norte sobre El Cuartón,
Algeciras (A. Onrubia/Fundación Migres).
Un ad. de fase oscura en el Cerro de las Canteras,
Tarifa, el 30/08 (J. Ramírez/Fundación Migres).
Un jov. el 06/09 por Punta Blanca, Ceuta. Jimé-
nez et al (2008).
Dos observaciones de inds. cazando en las
marismas del Loukos, Larache (Marruecos): los
días 12/09 y 13/09, tres inds. probablemente pro-
cedentes de la colonia de cría de Salé (Marruecos)
(M. González, V. Cortés y J. Ramírez/Fundación
Migres).
El 15/10 se observa un ind. en Tráfco, Tarifa
(P. Zufaur/Fundación Migres).
Halcón borni Falco biarmicus
Lanner Falcon, Faucon lanier
Un total de 20 observaciones en la costa europea
del estrecho entre febrero y septiembre.
El 05/02, un jov. volando en Bolonia, Tarifa (A.
Onrubia/Fundación Migres).
Un jov. atacando a un cormorán grande en La
Janda, Tarifa, el 10/02 (Daly, 2008).
El 17/03 un inm. llegando a Europa por Punta
Secreta, Algeciras (D. Cuenca, Margriet Harms y
Keith Bildstein/Fundación Migres).
El 19/03, una ave en vuelo en La Hoya, Tarifa.
Observador (A. Onrubia/Fundación Migres).
El 14/04 un ad. entrando del mar por punta Pa-
loma, Tarifa (J. Ramírez/ Fundación Migres).
Entre el 27/05 y el 24/09, un total de 15 ob-
servaciones, todas entre Cazalla, la playa de Los
Lances y el Cerro de las Canteras , Tarifa. En tres
ocasiones un ad. y en las restantes, un jov. del año,
probablemente el mismo ind. Una observación
del ad. entrando a Europa por Los Lances (26/08)
mientras que al jov. se le observa entrando y salien-
do del mar desde la Isla de Tarifa al menos en dos
ocasiones. Seis observaciones corresponden a inds.
Cazando (Fundación Migres).
Estas observaciones de aves entrando y salien-
do del continente europeo sugieren un tráfco inten-
so de esta especie entre sus territorios de cría en la
costa africana del estrecho y la europea (Fundación
Migres).
Polluela pintoja Porzana porzana
Spotted Crake, Marouette ponctuée
Tres observaciones en La Janda, Tarifa, otras seis
(tres de ellas, anillamientos) en las marismas del
Loukos (Marruecos) y un anillamiento en Mdiq
(Marruecos).
El 12/03 se captura un ind. para su anillamien-
to en las marismas de Mdiq, Tetuán (Marruecos)
(Amezian & Thompson, 2009).
Se captura un ind. para su anillamiento cien-
tífco el 13/03 en la fnca Los Derramaderos, Tari-
fa. (J. Ramírez y M. León/Fundación Migres) y el
22/04 se observa un ind. en el mismo sitio.
Foto 9 Halcón borní, Falco biarmicus, Lanner Fal-
con. Joven (juvenile), 05/02/2008, Bolonia, Tarifa.
Foto: Alejandro Onrubia.
185
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
En las marismas del Loukos, Larache (Marrue-
cos):
Se observan al menos cinco inds. el 28/03 (A.
Onrubia, J. Ramírez y A.R. Muñoz/Fundación
Migres; Asaitz Unanue, Mikel Salvador y Jordi
Gómez /Grupo Anillamiento Txapetxa; Fernando
Jubete, Carlos Zumalacárregui y Carlos González/
Fundación Global Nature; Nacho Rodríguez, y Fe-
derico Cabello de Alba).
El 29/03 se capturan dos inds. para su ani-
llamiento y se observan al menos otros tres inds.
(A. Onrubia, J. Ramírez y A.R. Muñoz/Fundación
Migres; Asaitz Unanue, Mikel Salvador y Jordi
Gómez/Grupo Anillamiento Txapetxa; Fernando
Jubete, Carlos Zumalacárregui y Carlos González/
Fundación Global Nature; Nacho Rodríguez, y Fe-
derico Cabello de Alba).
El 30/03 se observan 2 ads. (Franchimont &
Touati Malih, 2009).
Se observa un ind. el 01/04 y se anilla otro ind.
el 02/04. A. Onrubia, J. Ramírez y A.R. Muñoz/
Fundación Migres; (Asaitz Unanue, Mikel Salva-
dor y Jordi Gómez/Grupo Anillamiento Txapetxa;
Fernando Jubete, Carlos Zumalacárregui y Carlos
González/Fundación Global Nature; Nacho Rodrí-
guez, y Federico Cabello de Alba).
Un ind. el 02/04 (Amezian & Thompson, 2009).
Una cita invernal en La Janda, donde no está ci-
tada como invernante, el 05/12, en la fnca Los Derra-
maderos (J. Ramírez y P. Zufaur/Fundación Migres).
Polluela chica Porzana pusilla
Baillon´s Crake, Marouette de Baillon
Se captura un ind. para su anillamiento el 30/03
en las marismas del Loukos, Larache (Marruecos)
(Fernando Jubete, Carlos Zumalacárregui y Carlos
González/Fundación Global Nature; Nacho Rodrí-
guez, y Federico Cabello de Alba; A. Onrubia, J.
Ramírez, y A.R. Muñoz/Fundación Migres; Asai-
tz Unanue, Mikel Salvador y Jordi Gómez/Grupo
Anillamiento Txapetxa).
Polluela bastarda Porzana parva
Little Crake, Marouette pousin
Una observación de un ind. en las marismas del
Loukos, Larache (Marruecos) el 15/09 (A. Onru-
bia, M. González, V. Cortés y J. Ramírez/Funda-
ción Migres).
Grulla común Grus grus
Common Crane, Grue cendrée
Dos fechas anómalas de cruce hacia el sur del es-
trecho de Gibraltar:
El 21/01, 13 inds. cruzaron al continente afri-
cano desde Bolonia, Tarifa (D. Cuenca/Fundación
Migres).
El 05/02, 32 inds. en cruce, también desde Bo-
lonia, Tarifa. A. Onrubia/Fundación Migres.
Correlimos pectoral Calidris melanotos
Pectoral Sandpiper, Bécasseau tacheté
Dos jóvs. alimentándose en las marismas del Loukos,
Larache (Marruecos) el 17/09 (M. González, A. On-
rubia, V. Cortés y J. Ramírez/Fundación Migres).
Correlimos oscuro Calidris maritima
Purple Sandpiper, Bécasseau violet
Tras un invierno casi sin registros en la zona, un
ind. en la isla de Tarifa el 24/04 (D. Cuenca y M.
León/Fundación Migres).
Correlimos canelo Tryngites subrufcollis
Buff-breasted Sandpiper, Bécasseau rousset
Se fotografía un jov. en Los Lances, Tarifa, el 05/09
(Manuel Moreno y Eduardo Campos 2008).
El 23/09 se observa un ind. en las marismas de
Palmones, Los Barrios, en compañía de comba-
tientes (M. González, J. Ramírez y voluntarios X
turno/Fundación Migres).
Foto 10 Correlimos canelo,Tryngites subrufcollis,
Buff-breasted Sandpiper. 05/09/08, los Lances, Tari-
fa. Foto: Manuel Moreno.
186
Ramírez
Migres 1, 175-190
Archibebe oscuro Tringa erythropus
Spotted Redshank, Chevalier arlequin
El 13/09, se observan cuatro inds. en la playa de
Benzú, Ceuta (Rodríguez, 2008).
Marisma de Palmones, Los Barrios-Algeciras,
dos inds. el 21/11 (C. Torralvo, J. Utrera y M. Ga-
rron/Fundación Migres).
Al menos siete inds. el 04/12 en un arrozal del
cruce del Celemín, Benalup-Casas Viejas (J. Ramí-
rez/Fundación Migres).
Archibebe fno Tringa stagnatilis
Marsh Sandpiper, Chevalier stagnatile
Un ind. en compañía de cigüeñuelas en la fnca
Tapatana, Tarifa, el 04/12 (J. Ramírez/Fundación
Migres).
Falaropo picogrueso Phalaropus fulicarius
Grey Phalarope, Phalarope à bec large
Tres observaciones desde la isla de Tarifa:
Once inds. el 05/11 volando hacia el oeste (J. Elo-
rriaga y voluntarios VIII turno/Fundación Migres).
Dos inds. el 06/11 volando hacia el oeste (B. Pé-
rez y voluntarios VIII turno/Fundación Migres).
Dos inds. el 08/11 volando hacia el oeste (J. Elo-
rriaga y voluntarios VIII turno/Fundación Migres).
Págalo rabero Stercorarius longicaudatus
Long-tailed Skua, Labbe à longue queue
Un ind. el 20/03 hacia el oeste, desde la Isla de Ta-
rifa (D. Cuenca/Fundación Migres).
Gaviota de Sabine Larus sabine
Sabine´s Gull, Mouette de Sabine
Dos observaciones, ambas desde la isla de Tarifa:
El 19/05 un ad. observado en vuelo y posado en
el mar (D. Cuenca/Fundación Migres).
El 29/11 un jov. posado en el mar y volando
durante un temporal de poniente (P. Zufaur/Fun-
dación Migres).
Gaviota patiamarilla Larus michahellis
Yellow-legged Gull, Goéland leucophée
Un ind. albino en las marismas de Palmones, Alge-
ciras, el 31/10 (J. Ramírez y J. Elorriaga/Fundación
Migres).
Gaviota tridactila Rissa tridactyla
Kittiwake, Mouette tridactyle
Diez observaciones de esta especie, todas inverna-
les salvo una en mayo.
Tres observaciones diferentes el 22/01, de un
ad. y cuatro jóvs. en total, volando hacia el oeste en
la isla de Tarifa (Fundación Migres).
El 21/02 un ind. al oeste en la isla de Tarifa
(Fundación Migres).
Un ind. volando hacia el oeste frente a la isla de
Tarifa el 29/05 (G. Muñoz/Fundación Migres).
Dos observaciones diferentes el 01/11 en Ceu-
ta: 20 aves frente a la Playa de Punta Blanca (Ro-
dríguez, 2008). Un ave frente a la Playa del Desna-
rigado (Amador et al, 2008).
Un ind. de segundo invierno el 04/11 hacia el
este en la isla de Tarifa (Fundación Migres).
Un ad. al este el 15/11 en la isla de Tarifa (Fun-
dación Migres).
Un jov. al este el 20/11 en la isla de Tarifa (Fun-
dación Migres).
Charrán real Sterna maxima
Royal Tern, Sterne royale
Un ad. el 13/09 en la playa de Benzú, Ceuta (Ló-
pez, 2008).
Charán bengalí Sterna bengalensis
Lesser Crested Tern, Sterne voyageuse
Trece observaciones en la isla de Tarifa y una inte-
resante lectura de PVC en Ceuta.
Entre el 15/05 y el 01/07 cinco observaciones
diferentes relativas a uno y dos inds. desde la isla
de Tarifa (D. Cuenca, J. Ramírez, M. González y
M. León/Fundación Migres).
El 02/10 se fotografía un ind. (de un grupo de
cuatro) portando una anilla de PVC en una batea de
mejillones en Ceuta, anillado el 05/08/08 en Libia,
a 3189 km (Cárceles, 2008b).
El 03 y el 04/10 se observa un ind. volando ha-
cia el oeste desde la isla de Tarifa (J. Ramírez y
voluntarios VI turno/Fundación Migres).
El 11/10 se observan 14 inds. posados en las
marismas de Palmones, Algeciras y un ind. en la
isla de Tarifa durante un temporal de poniente con
intensas lluvias (J. Ramírez, P. Zufaur, R. Benju-
mea y voluntarios VI turno/Fundacion Migres).
Al día siguiente, el 12/10, dos inds. posados en la
187
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
playa de Los Lances, Tarifa (M. León/Fundación
Migres).
El 13/10 se observan tres inds. desde la isla de
Tarifa, uno de ellos posado y uno posado en la pla-
ya de Los Lances, Tarifa (J. Ramírez, C. Torralvo y
voluntarios VI turno/Fundacion Migres).
El 18/10 se observan, al menos, tres inds. vo-
lando desde la isla de Tarifa (A. de la Cruz y volun-
tarios VII turno/Fundación Migres).
Charrán rosado Sterna dougallii
Roseate Tern, Sterne de Dougall
Un ad. en vuelo desde la Isla de Tarifa el 19/05 (D.
Cuenca/Fundación Migres).
Frailecillo atlántico Fratercula arctica
Atlantic Puffn, Macareux moine
Número máximo en su paso prenupcial a través del
estrecho de Gibraltar: el 20/03 se cuentan en cua-
tro horas 3561 inds. volando hacia el oeste frente
a la isla de Tarifa (una tasa de 1780 aves/hora) (D.
Cuenca y M. León/Fundación Migres).
Paloma torcaz Columba palumbus
Common Woodpigeon, Pigeon ramier
El Pozuelo, Tarifa, 170 ind. dirección S. el 02/10
(C. Torralvo/Fundacion Migres).
Búho chico Asio otus
Long-eared Owl, Hibou moyen-duc
Un ind. cantando la madrugada del 24/11 en un bos-
quete de eucaliptos en Carteia, San Roque (J. Ramí-
rez y voluntarios IX turno/Fundación Migres).
Búho moro Asio capensis
Marsh Owl, Hibou du Cap
Tres observaciones de la misma pareja de ads. en
las marismas del Loukos, Larache (Marruecos), el
11/09, 15/09 y 16/09 (A. Onrubia, M. González, V.
Cortés y J. Ramírez/Fundación Migres).
Vencejo común/pálido Apus apus/pallidus
Common/Pallid Swift, Martinet noir/pâle
Máximo de 2578 individuos registrados en
migración postnupcial el 30/07 en Tráfco, Tarifa
(Fundación Migres).
Vencejo real Apus melba
Alpine Swift, Martinet à ventre blanc
Máximo de 255 individuos registrados en migra-
ción postnupcial el 04/09 en Tráfco, Tarifa (Fun-
dación Migres).
Vencejo cafre Apus caffer
White-rumped Swift, Martinet cafre
Registrado en migración en Tráfco, Tarifa: 3 inds.
el 04 /09 y un ind. el 08/09 (Fundación Migres).
Vencejo moro Apus affnis
Little Swift, Martinet des maisons
Cinco observaciones, cuatro en la misma localidad,
en la Sierra de la Plata, Tarifa, donde ya se conoce
su reproducción y otra en el observatorio de Caza-
lla, Tarifa:
Una observación en invierno, el 21/01 un ave
solitaria (D. Cuenca/Fundación Migres).
El 28/04 y el 09/05, dos inds. aparentemente
iniciando la reproducción (D. Cuenca/Fundación
Migres).
El 19/06 se capturan y anillan los dos ads. y se
confrma su reproducción (M. González/Fundación
Migres).
En Cazalla, Tarifa, 1 ind. el 18/08 (Javier Fre-
genal, África Lupión, Pako Zufaur y Marina Gue-
rrero).
Abejaruco europeo Merops apiaster
European Bee-eater, Guèpier d´Europe
Máximo de 2025 individuos registrados en migra-
ción postnupcial el 01/09 en Tráfco, Tarifa. El ban-
do más numeroso registra 180 individuos el 30/08
también en Tráfco (Fundación Migres).
Avión roquero Ptyonoprogne rupestris
Crag Martin, Hirondelle des rochers
Máximo de 202 inds. registrados en migración
postnupcial el 08/11 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (M. León / Fundación Migres).
Golondrina común Hirundo rustica
Barn Swallow, Hirondelle rustique
Máximo registrado de 804 inds. en paso postnup-
cial el 17/09 cruzando desde la Isla de Tarifa (B.
Pérez/Fundación Migres).
188
Ramírez
Migres 1, 175-190
Golondrina daúrica Hirundo daurica
Red-rumped Swallow, Hirondelle rouselline
Máximo registrado de 333 inds. en migración post-
nupcial el 06/10 en Tráfco, Tarifa (B. Pérez/Fun-
dación Migres).
Avión común Delichon urbicum
House Martin, Hirondelle de fenetrê
Máximo registrado en migración postnupcial:
1914 inds. el 02/10 en Tráfco, Tarifa (Fundación
Migres).
Bisbita costero Anthus petrosus
Rock Pipit, Pipit maritime
Cuatro observaciones correspondientes a individuos
solitarios, todas en la playa de Los Lances, Tarifa:
El 7/03, D. Cuenca/Fundación Migres; el
24/03; el 13/11 y el 01/12 (J. Ramírez/Fundación
Migres).
Lavandera blanca Motacilla alba
White Wagtail, Bergeronnette grise
Al menos tres inds. de la ssp. yarrellii el 11/12 en
un dormidero de lavanderas blancas (subespecie
nominal) en La Peña, Tarifa (J. Elorriaga/Funda-
ción Migres).
Zarcero icterino Hippolais icterina
Icterine Warbler, Hypolaïs icterine
Un anillamiento de este migrador de Europa central
y oriental, el 08/05 en las marismas de Palmones,
Algeciras (M. González y Pablo Ortega/Equipo de
Anillamiento Cigüeña Negra y Sergio Briones).
Carricerín cejudo Acrocephalus paludicola
Aquatic Warbler, Phragmite aquatique
Dos anillamientos y dos observaciones en las ma-
rismas del Loukos, Larache (Marruecos). Primer
anillamiento el 30/03 y el segundo el 01/04. Las
observaciones se realizaron el 31/03 y el 02/04,
dentro de la misma campaña de identifcación de
hábitat de sedimentación de esta especie que Fun-
dación Migres viene realizando en el norte de Ma-
rruecos desde 2006 (A. Onrubia, J. Ramírez y A.R.
Muñoz/Fundación Migres; Asaitz Unanue, Mikel
Salvador y Jordi Gómez/Grupo Anillamiento Txa-
petxa; Fernando Jubete, Carlos Zumalacárregui y
Carlos González/Fundación Global Nature; Nacho
Rodríguez, y Federico Cabello de Alba).
Mosquitero silbador Phylloscopus sibilatrix
Wood Warbler, Pouillot siffeur
Dos capturas para su anillamiento científco en
Ceuta:
El 14/04 un ind. en Punta Blanca (Navarrete,
2008).
El 01/05 un ind. en el Arroyo de Calamocarro
(Jiménez y Navarrete, 2008).
Mosquitero ibérico Phylloscopus ibericus
Iberian Chiffchaff, Pouillot ibérique
Un macho cantando en el morabito de Moulay
Abdesalam, Tetuán (Marruecos) el 29/06, proba-
blemente perteneciente a la pequeña población
reproductora de esta especie en el norte de África
(Franchimont y Fareh, 2009).
Urraca Pica pica
Magpie, Pie bavarde
Tres observaciones de esta especie, históricamente
ausente del sur de la provincia de Cádiz. Todas en
la fnca La Mediana, Vejer de la Fra.:
El 20/08, tres inds. (A.R. Muñoz y J. Ramírez/
Fundación Migres).
El 05/11 , dos inds. (J. Ramírez, V. Cortés, M.
León y voluntarios VIII turno/Fundación Migres).
El 04/12, un ind. solitario (J. Ramírez/Funda-
ción Migres).
Gorrión común Passer domesticus
House Sparrow, Moineau domestique
Máximo de 2030 inds. registrados en migración
postnupcial el 13/10 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (V. Cortés/Fundación Migres).
Pinzón vulgar Fringilla coelebs
Common Chaffnch, Pinson des arbres
Máximo de 1851 inds. registrados en migración
postnupcial el 24/10 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (V. Cortés/Fundación Migres).
Verdecillo Serinus serinus
European Serin, Serin cini
189
Noticiario Ornitológico 2008
Migres 1, 175-190
Máximo de 874 inds. registrados en migración
postnupcial el 25/10 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (J. Ramírez/Fundación Migres).
Verderón común Carduelis chloris
Greenfnch, Verdier d´Europe
Máximo de 1130 inds. registrados en migración
postnupcial el 03/11 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (A. Onrubia, M. León y A. de la Cruz/Fundación
Migres).

Jilguero Carduelis carduelis
Goldfnch, Chardonneret élégant
Máximo de 7191 inds. registrados en migración
postnupcial el 03/11 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (A. Onrubia, M. León y A. de la Cruz/Fundación
Migres.
Lúgano Carduelis spinus
Siskin, Tarin des aulnes
Máximo de 133 inds. registrados en migración
postnupcial el 09/11 cruzando desde la Isla de Tari-
fa (A. Onrubia/Fundación Migres).
Bibliografía
Amador, J.J., Cubillo, S. 2008. Noticiario Ornitoló-
gico; Revista Alcudón No. 6; www.telefonica.
net/web2/avesdeceuta/ .
Amador, J.J., Guirado, M.A., López, J., Navarrete,
J. 2008. Noticiario Ornitológico; Revista Alcu-
dón No. 6; www.telefonica.net/web2/avesde-
ceuta/
Amezian, M. 2009. Bergier. P.; Franchimont, J. &
Thévenot, M. Les Oiseaux rares au Maroc. Go-
South Bull. 2009, 6, 76-91. www.go-south.org
Amezian, M., Thompson, I.R. 2009. Bergier. P.;
Franchimont, J. & Thévenot, M. Les Oiseaux
rares au Maroc. Go-South Bull., 6, 76-91.
www.go-south.org
Cambelo, A.J. 2008. Noticiario Ornitológico; Re-
vista Alcudón No. 6. www.telefonica.net/web2/
avesdeceuta/
Cárceles, J.M. 2008a. Noticiario Ornitológico;
Revista Alcaudón No. 6; www.telefonica.net/
web2/avesdeceuta/.
Cárceles, J.M. 2008b. Recuperaciones; Revista Al-
cudón No. 6; www.telefonica.net/web2/aves-
deceuta/.
Chodkiewitcz, T. 2008. Aquila pomarina x (A.
pomarina x A. clanga) en Gutiérrez, R. (ed.)
2008, oct. Recent reports: Oct. 2008 rare birds
in spain. Retrieved from http://www.rarebirds-
pain.net/arbsr000.htm,
Daly, S. 2008. Falco biarmicus en Gutiérrez, R.
(ed.) 2008, feb. Recent reports: Feb 2008 Rare
Birds in Spain. Retrieved from http://www.ra-
rebirdspain.net/arbsr000.htm,
Dies, J.I. (secr.), García, E., Gorospe, G., Gutiérrez,
R. (secr. adj.), Lorenzo, J. A. (secr. adj. Cana-
rias), Martí-Aledo, J., Gitiérrez, P., Vidal. C.
2008. Lista de Rarezas de España. http://www.
seo.org/rarezas.cfm
Franchimont, J., Fareh, M. 2009. Bergier. P.; Fran-
chimont, J. & Thévenot, M. Les Oiseaux ra-
res au Maroc. Go-South Bull. 2009. 6, 76-91.
www.go-south.org
Franchimont, J., Touati malih, F. 2009. Bergier. P.;
Franchimont, J. & Thévenot, M. Les Oiseaux
rares au Maroc. Go-South Bull. 2009. 6, 76-91.
www.go-south.org
Go-South Bull. http://www.go-south.org/
Jiménez, J., Navarrete, J. 2008. Noticiario Ornito-
lógico; Revista Alcudón No. 6; www.telefoni-
ca.net/web2/avesdeceuta/
Jiménez, J., Navarrete, J., López, J. 2008. Noticia-
rio Ornitológico; Revista Alcudón No. 6; www.
telefonica.net/web2/avesdeceuta/
López, J. 2008. Noticiario Ornitológico; Revista
Alcudón No. 6; www.telefonica.net/web2/
avesdeceuta/ .
Meyburg, B.-U. per Van der ver, G, A. 2008 www.
go-south.org
Navarrete, J. 2008. Noticiario Ornitológico; Revis-
ta Alcudón No. 6; www.telefonica.net/web2/
avesdeceuta/
Pinheiro, X. 2008. Buteo rufnus. 2008. En Gutié-
rrez, R. (ed.) Recent reports: Sept 2008 Rare
Birds in Spain. Retrieved from http://www.ra-
rebirdspain.net/arbsr000.htm
Rodríguez, M. V. 2008. Noticiario Ornitológico;
Revista Alcaudón No. 6; www.telefonica.net/
web2/avesdeceuta/ .
Sánchez, J. 2008. Noticiario Ornitológico; Revis-
ta Alcudón No. 6; www.telefonica.net/web2/
avesdeceuta/.
190
Ramírez
Migres 1, 175-190
Sánchez, J., Cárceles, J. M. 2008. Noticiario Orni-
tológico; Revista Alcudón No. 6 ; www.telefo-
nica.net/web2/avesdeceuta/
Varesvuo, M. Gyps africanus 2008. En Gutiérrez,
R. (Ed.) Recent reports: Sept. 2008 Rare Birds
in Spain. Retrieved from http://www.rarebirds-
pain.net/arbsr000.htm,
Vasämies, H., Backlund, T. Aquila pomarina.
2008. En Gutiérrez, R. (Ed.), Recent reports:
Sept. 2008 Rare Birds in Spain. Retrieved from
http://www.rarebirdspain.net/arbsr000.htm
Acciona Transmediterránea colabora
con los proyectos que Fundación Migres
desarrolla para el estudio y conservación
de las especies migradoras
Migres (ISSN 1889-7134) es la revista científca de la Fundación
Migres. La revista publicará trabajos originales e inéditos sobre ecolo-
gía en el ámbito del Estrecho de Gibraltar (Campo de Gibraltar y Co-
marca de La Janda, Ceuta, Gibraltar y Marruecos – región de Tánger-
Tetuán), aunque podrá considerarse la inclusión de artículos de otras
áreas geográfcas.
Se publicará un volumen por año y los idiomas de publicación son
el inglés, el español y el francés, aunque se recomienda que los manus-
critos se envíen en inglés.
Su estructura es la clásica de las revistas científcas de la especia-
lidad, vertebrada en torno a artículos, notas breves y un forum, y se
mantiene como base el formato tradicional en papel, aunque se podrá
disponer de una versión on-line, de libre distribución, a través de la
página web de la Fundación Migres (www.fundacionmigres.org). Las
normas de instrucción para los autores están disponibles en la mencio-
nada página web. Con la intención de optimizar el trabajo del comité
editorial de la revista, se recomienda a los autores que se atengan fel-
mente a dichas instrucciones antes de enviar sus trabajos.
Migres (ISSN 1889-7134) is the scientifc journal of the Founda-
tion Migres. The journal publishes original and unpublished papers
on ecology in the Strait of Gibraltar (Campo de Gibraltar, Comarca de
La Janda, Ceuta, Gibraltar and Morocco - Tangier-Tetouan regions)
but may be considered the inclusion of papers of other geographical
areas.
Foundation Migres will publish one volume per year and the lan-
guages of publication are English, Spanish and French, although we
encourage and welcome papers written in English.
Its structure is the classic of scientifc journals of the specialty,
hinges on articles, short notes and a forum, and remains based on a
traditional paper format, although it will have a version online, of free
distribution, through the website of the Foundation Migres (www.funda-
cionmigres.org). See the webpage for instructions to contributors. With
the intention to optimize the work of the editorial board of the journal,
we recommend the authors that faithfully adhere to these guidelines
before submitting a paper.
ÍNDICE
María ALTAMIRANO Southernmost occurrence of the invasive seaweed Sargassum muticum
(Phaeophyta, Sargassaceae) in European and Atlantic Ocean coasts 1
José Manuel GUERRA-GARCÍA Los crustáceos caprélidos: pequeños desconocidos del
Parque Natural del Estrecho 9
Rafael BENJUMEA, Sergio TIRADO El salinete Aphanius baeticus en el río de la Vega
(Tarifa, Cádiz, España) 19
Renaud DE STEPHANIS, Philippe VERBORGH, Pauline GAUFFIER Las poblaciones de calderón
común Globicephala melas en el Estrecho de Gibraltar 37
Alejandro ONRUBIA, Antonio-Román MUÑOZ, Dick FORSMAN, Juan RAMÍREZ, Andrés DE LA
CRUZ Presencia inusual de rapaces migradoras orientales en el Estrecho de Gibraltar 47
Miguel GONZÁLEZ, Pablo ORTEGA, Fernando ENRIQUE, Antonio CAVAS Estación de Anillamiento
de Esfuerzo Constante “El Torrejón” (Algeciras, Cádiz). Resultados en 2007-2008 55
Alejandro ONRUBIA, Gonzalo M. ARROYO, Luis BARRIOS, Antonio-Román MUÑOZ, Andrés DE
LA CRUZ, Juan RAMÍREZ, Miguel GONZÁLEZ, David CUENCA Migración diurna visible de
pequeñas aves en el Estrecho de Gibraltar. Año 2008 65
Miguel GONZÁLEZ, Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ Características de la invernada de
una población de escribano palustre en el Estrecho de Gibraltar (sur de España) 73
PROGRAMA MIGRES
Programa MIGRES Seguimiento de la migración de las aves en el Estrecho de Gibraltar:
resultados del Programa Migres 2008 83
NOTAS BREVES
Ezequiel ANDREU Primera recaptura de rorcual común Balaenoptera physalus en el Estrecho
de Gibraltar 105
Alejandro ONRUBIA, Carlos PALACÍN, Benedicto CAMPOS Censo invernal de grullas Grus grus
en el norte de Marruecos (invierno 2008/2009) 107
Juan RAMÍREZ Fenología y preferencias de hábitat de la polluela pintoja Porzana porzana en la
provincia de Málaga 111
Alejandro ONRUBIA, Juan RAMÍREZ, Antonio-Román MUÑOZ, Fernando JUBETE, Hamid RGUIBI,
Carlos ZUMALACARREGUI Identifcación de áreas importantes para la migración del carricerín
cejudo Acrocephalus paludicola en Marruecos. Resultados de la campaña 2008 115
FORUM
Renaud DE STEPHANIS, Esteban PAVO, Christophe GUINET, Philippe VERBORGH, Juan Manuel
SALAZAR-SIERRA, Susana GARCÍA-TÍSCAR Evaluación de las poblaciones de orca Orcinus
orca en aguas Andaluzas para ser incluidas en la categoría de En Peligro de Extinción del
Catálogo Andaluz de Especies Amenazadas 123
Luis BARRIOS Euromigrans, un proyecto de seguimiento coordinado de la migración en el
paleártico occidental 131
LISTA SISTEMÁTICA DE LAS AVES DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 137
LISTA SISTEMÁTICA DE LOS CETÁCEOS DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 169
NOTICIARIO ORNITOLÓGICO DEL ESTRECHO DE GIBRALTAR 2008 175