You are on page 1of 33

DENUNCIA CONTRA EL GOBIERNO DE

MÉXICO POR VIOLACIÓN


SISTEMÁTICA A LA LIBERTAD
SINDICAL

Teléfonos: 52 07 41 47 y 55 14 76 75
tilsmexico@gmail.com

TRIBUNAL INTERNACIONAL DE LIBERTAD


SINDICAL
- Informe preliminar-
I. INTRODUCCION
Este Tribunal Internacional de Libertad Sindical
constituido el 23 de octubre de 2009, reunido en la Ciudad
de México, los días 26 y 27 de octubre de 2009, luego de
haber escuchado a los interesados que concurrieron a
presentar sus quejas y peticiones relacionadas con la
materia que le compete y en aras de dar una respuesta a
dichas peticiones dentro del marco del derecho
internacional laboral y más ampliamente frente a las
obligaciones del Estado mexicano en materia de derechos
humanos y la legislación nacional que debe integrarles y
hacer que se respeten.
Reconociendo el derecho que asiste al pueblo trabajador
mexicano a recurrir ante instancias internacionales al no
obtener oportuna y debida respuesta por parte de los
organismos administrativos y jurisdiccionales internos,
procede a pronunciarse sobre las libertades sindicales y
demás derechos fundamentales del trabajo en México
según los casos que han sido puestos a nuestra
consideración. La Secretaría del Trabajo y Previsión Social
fue citada oficialmente como parte acusada o como
observadora, y no compareció al Tribunal.
II. RELACION DE LOS SUJETOS DENUNCIANTES
A. El tribunal escuchó en audiencia pública las denuncias
formuladas por el licenciado Manuel Fuentes por parte del
Grupo Acusador, que argumentaron como de manera
sistemática se vulneran los derechos de asociación, de
contratación colectiva, de huelga y de estabilidad en el
empleo, a través de acciones que van desde el
desconocimiento de los derechos de los trabajadores a
través de la indebida injerencia del ejecutivo, hasta el
ejercicio abusiva de la acción judicial que desconocen los
derechos de los trabajadores, en acciones y omisiones que
dejan progresivamente sin efecto la libertad sindical, a
través de las siguientes prácticas:
-Represión y violencia. En algunos conflictos ha sido
patente la existencia sistemática de agresiones físicas y
psicológicas a manos de golpeadores a sueldo, de
funcionarios e inclusive grupos paramilitares, con el
objeto de impedir la libre organización sindical.
-El derecho de asociación es sistemáticamente restringido
y muchas veces nulificado por el Estado, al reservarse
este la facultad de validar, mediante el mecanismo
discrecional el registro de los sindicatos por medio de
diversas instancias como la Dirección General de Registro
de Asociaciones de la Secretaría del Trabajo y Previsión
Social (STPS), el Tribunal Federal de Conciliación y
Arbitraje, las juntas locales de conciliación y arbitraje,
tribunales burocráticos estatales y tribunales especiales
como la Sala Superior del Tribunal Federal Electoral.
-El uso abusivo de la fuerza oficial. La ocupación abusiva
de la policía federal preventiva y de militares de centros
de trabajo
-Ilegales e inconstitucionales resoluciones de la Secretaría
del Trabajo, Junta Federal de Conciliación y Arbitraje,
Juntas Locales de Conciliación y Arbitraje en los estados
de la Republica, el Tribunal Federal de Conciliación y
Arbitraje.
-Utilización un sistema de impartición de justicia laboral
expresamente diseñado para crear condiciones
desfavorables para el ejercicio de ese derecho.
-El gobierno mexicano a través de la Secretaría del
Trabajo y Previsión Social ha abandonado su papel de
vigilante del respeto de las leyes laborales y de árbitro
imparcial en los conflictos derivados de la relación obrero-
patronal en la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje.
-Hay una política de Estado antisindical que hace
nugatorio el derecho de las y los trabajadores a asociarse
libremente, y para ello se utilizan mecanismos de control
ilegales ejercidos por las instancias oficiales,
-El Estado ha sido omiso y permisivo ante las violaciones a
la ley laboral y a la libertad sindical que cometen los
patrones, particularmente al caer en la tolerancia y hasta
la convivencia, e incluso en la participación activa, ante
las represalias de diverso orden que sufren las y los
trabajadores al ejercer sus derechos, represalias que
frecuentemente incluyen el despido arbitrario y otras
agresiones laborales, y llegan en ocasiones hasta la
represión física y la criminalización de la actividad
sindical.
-El Estado mexicano ha fallado en su obligación de
respetar el derecho que las organizaciones de
trabajadores tienen a gobernar con plena autonomía sus
organizaciones, ha intervenido en la vida interna de estas
y en la elección de sus dirigentes y ha promovido
abiertamente, otorgándoles todas las facilidades, a
agrupaciones sindicales ajenas a la voluntad de los
trabajadores que constituyen formas pervertidas de
simulación de la organización sindical auténtica.
-El principio según el cual las organizaciones sindicales
pueden existir a partir puramente de la voluntad de
quienes las constituyen, se ve así seriamente cuestionado.
-La Toma de nota. El Estado se arroga el derecho de
reconocer a las direcciones sindicales colocando en
muchas ocasiones este procedimiento administrativo por
encima de la voluntad de las y los trabajadores que eligen
libremente a sus dirigentes. Llega al extremo de
reconocer a personeros incondicionales del gobierno y de
las empresas privadas sin el aval de una asamblea.
-Despido injustificado. En todos los casos en que las y los
trabajadores que deciden organizarse sufren la
intimidación y represalias por parte de sus patrones. La
expresión cotidiana de este problema va desde el
condicionamiento del otorgamiento de empleo a la no
participación previa en sindicatos o, frecuentemente, el
despido injustificado cuando el o la trabajadora participa
en iniciativas de organización sindical. Esta situación
cuenta con la tolerancia y complicidad de las autoridades
laborales.
-El derecho a la contratación colectiva. El Estado regula
este derecho mediante el requisito de que los contratos
colectivos y las condiciones generales de trabajo sean
depositados en las juntas de conciliación y arbitraje o en
el Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje. Los
intentos de trabajadoras y trabajadores para reclamar la
titularidad de estos contratos por parte de organizaciones
auténticas son permanentemente obstaculizados y sujetos
a múltiples requisitos, con la finalidad de favorecer a
organismos ajenos a la voluntad de los agremiados.
-Aún a pesar de la reciente decisión de la Suprema Corte
de Justicia de la Nación de validar el voto secreto en los
recuentos sindicales, esta jurisprudencia no es aplicable
en la mayor parte del país. Centrales oficiales y patronales
se han opuesto a ella y esta jurisprudencia al no tener la
fuerza de una ley se aplica de manera aislada.
-Por otra parte, en la actualidad se ha convertido en una
práctica recurrente la existencia de contratos colectivos
de protección patronal a través de los cuales se simula y,
de hecho, se conculca el derecho a la contratación
colectiva genuina para los trabajadores.
-El derecho de huelga. Al pasar por el trámite de los
expedientes de emplazamiento, los sindicatos se
encuentran con múltiples trabas y requisitos que se
interponen en el camino; una vez estallado el movimiento
la autoridad laboral se reserva la facultad de declarar
inexistente la huelga, en la medida que a su juicio no
obedezca a las causales contempladas en la Ley, mismas
que son interpretadas discrecionalmente.
-Autoridades Administrativas, el esquema tripartito
prevaleciente en las juntas de conciliación y arbitraje y
otras instancias, pensado como espacio en el que
interactúan trabajadores y patrones como las dos partes
de la relación laboral, con el arbitraje del Estado, en
realidad se ve desvirtuado no solo por la sistemática
actuación de los representantes gubernamentales a favor
de los patrones, sino porque incluso la representación de
los trabajadores en esas instancias es muchas veces
detentada por sindicatos contratados ex profeso por el
patrón.
-Tolerancia y promoción del sindicalismo corporativo. Un
mal endémico en México es la existencia de
organizaciones sindicales corporativas, encabezadas por
dirigentes impuestos sin tomar en cuenta la voluntad de
los agremiados, que actúan permanentemente en función
de los intereses de los patrones y evitan todo asomo
democrático en las organizaciones gremiales, recurriendo
para ello incluso a la represión laboral y a la violencia
física. El gobierno, en particular mediante las autoridades
laborales, tolera, protege y promueve sistemáticamente
este tipo de sindicalismo espurio.
-Afectaciones a la autonomía sindical. La injerencia del
gobierno en la vida interna de los sindicatos, en el
reconocimiento de los dirigentes y en el derecho de los
agremiados a gobernar sus agrupaciones ha sido
sistemática y descarada, particularmente en las dos
últimas administraciones federales; ha llegado incluso a la
promoción abierta de organizaciones supuestamente
alternativas, en los hechos incondicionales de los patrones
y del propio gobierno.
-Si no hay sindicato, o si el existente es meramente una
simulación destinada a evitar el surgimiento de una
organización legítima, es evidente que no se dan las
condiciones ni los espacios para tratar de conseguir un
salario y prestaciones dignas, para defender la fuente de
trabajo y combatir la proliferación del empleo precario o
para buscar mejores y adecuadas condiciones de trabajo.
Señalan que a partir de un seguimiento nacional de luchas
por la libertad sindical, que comprende el periodo de abril
de 2006 a septiembre de 2009, fueron abordados
alrededor de 800 casos distribuidos a lo largo de todo el
país, mismos en los que fueron ubicados distintos tipos de
afectaciones a la libertad sindical. Como un intento de
seguir las tendencias de las violaciones en este terreno, la
frecuencia de algunas afectaciones se presenta a
continuación:
-De abril 2006-septiembre 2009 el Grupo
acusador, aclarando que no se trata de un
registro exhaustivo, ha registrado:
113 casos de afectaciones al derecho de libre asociación.
98 violaciones a la contratación colectiva,
69 violaciones al derecho a huelga,
166 actos de represión y violencia en contra de las y los
trabajadores,
125 casos en que se ha afectado la autonomía sindical,
132 actuaciones de autoridades laborales en contra de
movimientos,
92 represalias de carácter laboral por actividad sindical.
Citan como ejemplos de estas violaciones los casos de los
trabajadores del Sindicato Mexicano de Electricistas, del
sindicato nacional de trabajadores mineros, de la Unión
Nacional de Técnicos y Profesionistas Petroleros, del
Instituto Federal Electoral, de la Sección 9 del Sindicato
Nacional de trabajadores de la Educación, del Sindicato
Independiente Nacional de Trabajadores de Salud, del
Sindicato Único de la Empresa Vidriera de San Luis Potosí,
de Vaqueros Navarra, de la Universidad del Valle de
México, de la empresa de seguridad Tameme y de los
Poderes del Estado de Querétaro, entre otros.
B. Exposición del Profesor Alfonso Bouzas,
sobre los contratos colectivos de protección
patronal -CCPP-
Son contratos colectivos de trabajo acordados, firmados y
revisados al margen de los trabajadores que regula sus
condiciones de trabajo.
Porque en estos contratos colectivos se encuentra
consignado algo distinto a la voluntad de los trabajadores,
con independencia de que sea en su beneficio
Por qué no son Contratos Colectivos de Trabajo:
-En tanto que la contratación colectiva es el saldo de una
negociación, no contiene la voluntad plena de los
trabajadores, pero si contiene los puntos de negociación
determinados por la mayoría del colectivo.
-Porque a la firma de los C.C.P.P. los trabajadores no
están auténticamente representados.
-Porque el colectivo de los trabajadores, a la firma de los
C.C.P.P., no tienen garantiza la posibilidad de expresar su
voluntad sin ninguna presión o fiscalización.
-Porque quien firma el C.C.P.P. a nombre de los
trabajadores, no garantiza rendir cuentas del mandato,
entre otras razones, porque no existe el mandato, por
tanto el colectivo de trabajadores no tiene la posibilidad
incondicional de revocar su representación.
Qué se pretende con estos contratos de
contratación colectiva de protección laboral:
-Proteger al patrón de que los trabajadores se organicen
de forma auténtica y cercenar la posibilidad de que
pretendan negociar sus condiciones de trabajo.
-Evitar la intervención de los trabajadores en la gestión y
negociación de sus condiciones de trabajo, es decir,
garantizar que no se de una negociación bilateral.
Evidencias de Contratación Colectiva de Protección
Patronal.
-Cuando el contrato colectivo firmado se encuentra en un
machote, formulario o esqueleto, con independencia de
que pudiera expresar derechos para los trabajadores, no
responden a la voluntad de éstos.
-Si el contrato colectivo únicamente reproduce las
prestaciones que la Ley Federal del Trabajo establece, es
decir, renuncia a mejorarlas, presumiblemente nos
encontramos ante un contrato de protección.
-En una empresa con más de un establecimiento, se
celebran contratos iguales con diversos sindicatos y se
celebran por establecimiento.
-En el DF, de los datos a los que tuvieron acceso muestran
que sólo el 16.32% de los contratos correspondió a
empresas con más de un establecimiento; sin embargo, el
56% de éstas, contrataron por establecimiento y no por
empresa, hecho que a ningún sector de trabajadores
conviene.
-El dirigente sindical en este tipo de contratos no suele
haber sido nunca obrero o trabajador, aparece como
dirigente sindical multifuncional, en sindicatos de radios
de acción diversos es decir, estamos frente a un “líder
sindical” profesional y por lo tanto que carece de un
origen como trabajador, líder que ha generado sus propios
intereses y que más que servir al sindicalismo se sirve del
mismo.
-Se firma el contrato colectivo antes de que la empresa se
instale: El sindicato que lo firma, cercena los derechos
colectivos de los trabajadores (de asociación, de
contratación colectiva y de huelga) antes de que sean
trabajadores y ello lo realiza con la complicidad del
empleador.
Presencia de la Cláusula de exclusión por expulsión.
Históricamente la cláusula de exclusión por expulsión ha
sido un expediente corporativo en perjuicio de la libertad
y democracia sindical y, en el caso de los sindicatos que
otorgan contratos de protección, es el mecanismo ideal
para garantizar que la disidencia no exista.
-Contrato a prueba. En los CCPP de la actualidad se
encuentra establecido el derecho de la empresa para
contratar trabajadores a prueba lo que, aún cuando lo
prohíbe la Ley Federal del Trabajo, se posibilita su
incorporación por medio del contrato colectivo.
-Tercerización. También es factible encontrar en los
actuales contratos colectivos de trabajo que la
organización sindical firma contratos aceptando que
actividades de las que se realizan sean prestadas por
empresas de servicios.
-Los modernos CCPP consignan también la polivalencia,
las jornadas flexibles e incluso la posibilidad de que el
trabajador sea cambiado de establecimiento, forma de
garantizar que el trabajador pueda ser obligado a
renunciar ante la imposibilidad de discutir sobre las
condiciones en que presta sus servicios.
-Flexibilidad: El patrón podrá contratar trabajadores por
tiempo determinado, dada la índole de trabajo,
pudiéndolos contratar por el tiempo que requieran las
necesidades de la Negociación, una vez terminado el
tiempo del contrato, el patrón quedará relevado a toda
responsabilidad y dichos trabajadores en ninguna forma
se considerarán de planta dentro de la negociación, no
estando obligado el patrón a cubrir ninguna vacante, a
menos que las necesidades del trabajo así lo requieran
DOBLE DENOMINACIÓN: Se depositan dos o más contratos
colectivos firmados por el mismo sindicato, misma
empresa, en el mismo domicilio, empleando dos
denominaciones diferentes, por ejemplo: Anida
Inmobiliaria, S.A. de C.V. y Anida Proyectos Inmobiliarios,
S.A. de C.V. Se presume la intención de evadir o prolongar
el reconocimiento de la relación de trabajo, previendo
posibles conflictos laborales.
BLOQUEO Y PAROS: Queda estrictamente prohibido por
principios de la organización sindical hacer paros o
bloqueos dentro de la obra o en los accesos y menos
obstruir el libre tránsito del patrón o de terceros,
coadyuvando así a la creación de una nueva cultura
laboral del siglo XXI basada en los beneficios mutuos y
principalmente en la productividad.
III. RESUMEN DE LOS CASOS PRESENTADOS A
LA AUDIENCIA PUBLICA ANTE ELTRIBUNAL
INTERNACIONAL DE LIBERTAD SINDICAL LOS
DIAS 26 Y 27 DE OCTUBRE DE 2009, MEXICO
D.F.
1.SINDICATO MEXICANO DE ELECTRICISTAS. En julio del
2009 esta organización renovó la mitad de su Comité
Central, incluyendo la secretaría general, tras lo cual y sin
razón válida la STPS negó la toma de nota al secretario
general y demás dirigentes electos. Esta situación se
mantuvo sin solución hasta que el 10 de octubre el
gobierno tomó por la fuerza y con la policía federal las
instalaciones de la empresa Luz y Fuerza del Centro, para
posteriormente emitir un decreto en el que anunció la
extinción de dicha empresa, lo que según el gobierno
implica la desaparición del Contrato Colectivo de Trabajo y
del propio Sindicato, así como dejar en el desempleo a
más de 44 mil trabajadoras y trabajadores. Constituye una
de las agresiones más severas y cínicas y representa un
acto sin precedentes.
Expone el Secretario General Martín Esparza Flores, este
sindicato es casi centenario, el próximo 14 de diciembre
cumple 95 años de existencia. En julio del 2009 esta
organización renovó la mitad de su Comité Central,
incluyendo la secretaría general, tras lo cual y sin razón
válida la STPS les negó la toma de nota en una acción
administrativa ilegal porque no tienen esa facultad. Esta
situación se mantuvo sin solución hasta que el 10 de
octubre el gobierno tomó por la fuerza y con la policía
federal las instalaciones de la empresa Luz y Fuerza del
Centro, para posteriormente emitir un decreto en el que
anunció la extinción de dicha empresa, lo que según el
gobierno implica la desaparición del Contrato Colectivo de
Trabajo y del propio Sindicato, así como dejar en el
desempleo a más de 44 mil trabajadoras y trabajadores.
Constituye una de las agresiones más severas y cínicas y
representa un acto sin precedentes
2.Unión Nacional de Técnicos y profesionistas petroleros
de Pemex (UNTyPP): En 2007 la empresa intentó que los
trabajadores firmaran un Contrato Individual de Trabajo,
que trataba de despojarlos de sus derechos adquiridos,
entre ellos la nulidad de la antigüedad de los petroleros.
El 18 de marzo de 2008 se constituyó la UNTyPP,
procediendo a solicitar su registro sindical, que se les
negó reiteradamente, de 2200 de trabajadores de este
sector, sólo se presentaron 269 compañeros, por
intimidación y amenazas de la empresa para que no se
presentaran. Han sido víctimas de despidos, agresiones
incluso físicas por parte de paramilitares o golpeadores
contratados por la empresa. En junio de , 13O compañeros
intimidados renunciaron al sindicato, los 138 restantes se
les somete a torturas sicológicas, se les impide laboral en
condiciones normales, se les acosa, se les amenaza y, en
julio de 2008 cien trabajadores más renuncian al sindicato
y quedan solamente 30. Finalmente en abril de 2009,
ganan el recurso de amparo y, lograron su registro
sindical, sin embargo la Secretaría del Trabajo y Previsión
Social (STPS) actuando como parte interesada, presentó
recurso de revisión contra el amparo que está por
resolverse.
3.Sindicato de trabajadores del Instituto Federal Electoral:
Los trabajadores haciendo uso de su derecho a la libre
sindicalización solicitaron su registro sindical ante la STPS
quien se declara incompetente, interponiendo ante el
poder judicial JUICIO DE AMPARO negándoseles el amparo
de la justicia por considerar que son personal de confianza
de conformidad con la Ley electoral según lo que
establece el artículo 41 Constitucional sin importar
contravenir las garantías sociales y de derechos laborales
que emanan del artículo 123 de la misma Constitución,
negándoles el derecho a organizarse. Se les trata como
personal de confianza para negarles el derecho de
asociación. La Suprema Corte de Justicia de la Nación
(SCJN) dice que no tienen derechos más las que les otorga
la ley electoral: fallo tendencioso, ilegal: la ley electoral
dice que todos los conflictos laborales será resueltos por
el tribunal electoral. Se les trata de manera injusta y
discriminatoria, la SCJN pone la ley electoral por encima
de la Constitución.
4.Sindicato Independiente Nacional de Trabajadores de la
Salud. Los trabajadores constituyeron el sindicato
independiente. En enero del 2004 las autoridades
laborales otorgaron la toma de nota, que se presenta
como alternativa a la organización corporativa existente
en esa dependencia. Como represalia por este logro el
Secretario General del nuevo sindicato fue despedido y
luego encarcelado de nuevo, a partir de acusaciones
maquinadas. A la fecha y tras haber logrado su libertad, el
dirigente lucha por su reinstalación, la cuál le ha sido
negada en varias ocasiones.
5.Sindicato Industria vidriera del Potosí: Fabrican las
botellas de Corona, se logró en 2007, por parte de los
trabajadores, arrebatar la dirección del sindicato a los
dirigentes incondicionales de la empresa que hasta
entonces habían sido titulares. Meses después se logró
asimismo una excelente revisión salarial y contractual,
pero en enero de 2008 se dio el despido de casi 300
trabajadores de 826, entre ellos todos los dirigentes del
sindicato. Más adelante y a través de un recuento
amañado, plagado de irregularidades, se consumó el
arrebato de la titularidad del CCT, otorgándoselo a la
CROC. Los despedidos están en las listas negras.
6.Sindicato Nacional Independiente de Trabajadores de
Instituciones Educativas « 20 de noviembre »:
UNIVERSIDAD DEL VALLE DE MÉXICO, esta universidad
privada pertenece a la multinacional Laureate Education
Inc. La empresa impuso un contrato de protección
patronal que administra el prófugo de la justicia Salvador
Gámez, conocido como el « Zar de los contratos de
protección » que también tiene bajo su control contratos
de este tipo en otras multinacionales como Samsung,
Electronics, Sony Entertaiment o Nike. En febrero de 2008
profesores de la Universidad del Valle de México,
presentaron ante la STPS la solicitud de registro de un
sindicato independiente; sin razones válidas el registro les
fue negado y fueron despedidos 30 profesores. Un año y
tres meses después la JLCA del Valle Cuautitlan-Texcoco
determinó otorgarles el registro sindical, por lo que hoy
preparan la demanda de titularidad del contrato colectivo
de trabajo, mismo que hasta la fecha detenta un sindicato
de protección. No han sido aún reintegrados en sus
trabajos, pero además se han utilizado ataques con
explosivos a las casas de cuatro de ellos y en el parabrisas
del vehiculo del Secretario General del recién reconocido
sindicato le pusieron un cohete, están en listas negras, en
ninguna institución particular no pueden dar clases.
7.Sección 9 del SNTE-CNTE: afecta 50 mil trabajadores de
la educación de la ciudad de México, educación pre-
escolar, en 1989 democratizaron varias secciones, entre
ellos la Sección 9, Alba Ester Gordillo les persigue desde
hace 20 años, aportan 7 millones de pesos mensuales a
las arcas del sindicato. Han cuestionado la política oficial,
han propuesto una escuela nueva, Junio de 2008, luego de
10 años; el SNTE convocó elecciones utilizando
golpeadores, nombraron un comité espurio que recibió la
toma de Nota, han resistido los últimos 483 días. Los
trabajadores de la sección 9 miembros del SNTE recibieron
un atentado a sus derechos sindicales el día 1 y 2 de junio
del 2008 al imponérseles un comité sindical al realizar
elecciones internas sin apegarse a los estatutos que rigen
la vida interna sindical, ante esto los trabajadores
interpusieron demanda laboral ante el Tribunal Federal de
Conciliación y Arbitraje pidiendo la nulidad de las
elecciones y el no otorgamiento de la Toma de Nota, sin
embargo de manera contraria a lo que demando el
Tribunal Federal otorgó la Toma de Nota misma que fue
revocada al interponer Juicio de Amparo ante el Poder
Judicial de la Federación, no obstante el proceso para
desconocer al comité seccional impuesto continua ante
dicho Tribunal quien aletarga el proceso de manera
irregular. Los profesores de educación física de tiempo
completo, son los que más ganan, los utilizan como
golpeadores. Causaron destrozos en el hotel donde debía
celebrarse el congreso, se negaron a entregarlos videos
sobre quienes ocasionaron los destrozos, El Congreso no
se pudo instalar, un pequeño grupo de delegados se
convocó en otro sitio de la elección, para cien personas,
donde el Congreso se hizo de manera ilegal se violaron los
arts. del 210 al 222.
8.Sindicato de Trabajadores al Servicio de los Poderes del
Estado de Querétaro. Agrupan 4200 trabajadores, en los 3
poderes y organismos descentralizados, fue creado hace
39 años, en el 2003, un grupo democrático logra el control
del Sindicato, luego de 30 años bajo una misma dirección.
les han estado despidiendo. El 31 de julio de 2006 convoca
el proceso electoral, ganaron con más del 30% de
diferencia de votos, las plantillas derrotadas impugnan la
elección, en menos de 24 horas radicaron la demanda,
cuando lo normal es que tardan de 45 a 60 días para
radicar una demanda. En agosto del 2006 la Junta de
Conciliación y Arbitraje negó la toma de nota a la dirección
sindical legítimamente electa, otorgándosela en cambio,
junto con las cuotas sindicales, a una directiva claramente
incondicional de las autoridades del estado. Pese a que
tras impugnar el proceso se hicieron nuevas elecciones y
la parte democrática volvió a ganar las votaciones, se les
sigue negando el reconocimiento oficial y las y los
dirigentes han sido despedidos de los poderes de
Querétaro. Han ido a la OIT desde octubre de 2008, pero
los gobiernos federal y estatal no han enviado la
información necesaria.
9. EL Colegio Nacional de Educación Técnica Profesional
(CONALEP), creado en 1978, ha negado reconocer a los
trabajadores docentes los derechos laborales y sindicales
más elementales establecidos en la Constitución General
de la República y la Ley Federal del Trabajo, que imparten
clases a más de 225 mil alumnos en todo el país. En
particular, en el estado de México, atienden 45 mil
alumnos, las aulas no son suficientes, los profesores no
tienen seguridad social y les niega el derecho de
sindicalizarse. Organizaron una asamblea general para
constituir un sindicato el 26 de abril de 2008 para
defender sus derechos laborales para posteriormente
solicitar el registro sindical ante la Junta Local del Estado,
de conformidad a la Ley. Sin embargo este requisito
administrativo ha sido obstaculizado sin fundamento legal
alguno por la autoridad laboral en perjuicio de los
trabajadores. Fueron despedidos 129 trabajadores
docentes al final del primer semestre de 2008.
10.Trabajadores de las maquiladoras de mezclilla de
Tehuacán, crearon el sindicato «19 de noviembre »,
trabajan en la confección de prendas de vestir, hay
muchas trabajadoras indígenas, en la empresa VAQUEROS
NAVARRA. En esta maquiladora de ropa para marcas
norteamericanas como GAP y Levi´s, en noviembre de
2007, 600 trabajadores y trabajadoras eligieron mediante
recuento integrarse al Sindicato Independiente «19 de
septiembre», empezando el 2007 empezaron muchos
despidos anunciados por altavoz, las maquilas también
usan contratos patronales. Tras el triunfo democrático, la
empresa de un corporativo textil de la región decidió
cerrar la planta. Tras una nueva lucha los trabajadores
consiguieron su liquidación conforme a la Ley.
11.ATENTO. Los trabajadores del Call Center ATENTO
empresa que opera al servicio de la empresa multinacional
Telefónica padecen una de las extendidas violaciones al
derecho a la libertad sindical en nuestro país con la
existencia de un contrato de protección patronal en la
empresa, dadas las condiciones laborales existentes
decidieron organizarse en defensa de sus derechos
laborales y formar un sindicato independiente lo que trajo
como consecuencia que la empresa despidiera a varios de
ellos apoyándose en la actitud omisa y permisiva del
gobierno. Se han enfrentado para defender la libertad
sindical luchando desde 2007 contra un sindicato blanco,
son 20 mil trabajadores, pero la empresa tiene un
sindicato de protección patronal, después del 9 de junio
de 2009 despidieron 12 trabajadores, Sin embargo el 27
de agosto de 2009 recibieron la Toma de Nota en la
sección 187 de Atento del Sindicato de Telefonistas de la
República Mexicana. Telefónica ha requerido a su filial
mexicana para que respete el código de conducta
responsable y ha llamado a que se proteja la libertad
sindical.
12.Sindicato de bomberos del Estado de México: 16 y 17
de agosto de 2007 se constituye el sindicato, el 14 de
diciembre de 2007 se les niega la inscripción alegando que
no habían entregado firmas pero si, presentan amparo
pero no obedecen el fallo favorable, disputa de
competencias, Tribunal de Conciliación y arbitraje, les
siguen negando el reconocimiento, han despedido 17
trabajadores.
13.Sindicatos de trabajadores de seguridad de Tameme:
fueron despedidos arbitrariamente, son 1500
trabajadores, están sometidos a un sindicato cuyos
dirigentes no conocen, que negocian debajo de la mesa,
convocaron una AG para elegir un sindicato
independiente. Luchan por defender la dignidad y el
respeto del trabajador, arriesgan sus vidas para
transportar valores ajenos. Luchan contra la flexibilización
laboral y por recuperar la capacidad adquisitiva de los
salarios.
14.Sindicato Independiente de trabajadores de Seguridad
pública Federal: Secretario General, trabajan correccional
Centro de Menores, se les acosó por las autoridades, los
internos se coaligaron con las autoridades para agredirlos,
repudian la represión de la fuerza pública, han creado un
sindicato el año pasado, pero siguen enfrentados a la
persecución.
15.Sindicato de Trabajadores Mineros y Metalúrgicos. En
franco apoyo a la empresa de Grupo México el poder
ejecutivo desde la STPS ha llevado a cabo una persecución
en contra del Sindicato minero y en particular en contra
de quien lo encabeza, Napoleón Gómez Urrutia
obstaculizando su reconocimiento como Secretario
General, entrometiéndose en los asuntos internos del
sindicato, declarando inexistentes huelgas emplazadas sin
ningún sustento legal y congelando cuentas bancarias del
Sindicato, por lo que el comité sindical ha tenido que
recurrir a tribunales nacionales e internacionales. Hay
contubernio del gobierno de Calderón con la familia
Larrea, del grupo México, sus huelgas han sido declaradas
inexistentes, se ha asesinado sindicalistas en Sonora,
Michoacán. A mediados de los 90s el grupo México
adquiere la compañía minera Cananea, durante el
gobierno salinista que les obligaba a entregar un 5 % de
las acciones al sindicato, pero Larrea no cumplió. El
sindicato finalmente ganó y repartió entre los
trabajadores. Pero luego la justicia ha embargado todos
los bienes del sindicato desde 2005. 17 de febrero de
2006, la Secretaría de Trabajo recibe la petición de
destituir al Comité Directivo del Sindicato, el Presidente
está en prisión, una de las dos firmas fue falsificada, esa
misma tarde expidió la Toma de nota, despidiendo a a
todo el Comité, entregó la toma de Nota a una persona,
luego se produjo la muerte de 65 mineros: diciendo el
Secretario de Trabajo que fue un accidente de trabajo, se
hicieron montajes judiciales. Finalmente a través de un
recuso de revisión de amparo lograron recuperar la Toma
de Nota. El 20 de abril de 2006 el ejército y la policía se
tomaron las instalaciones donde los trabajadores
adelantaban una huelga y asesinaron dos mineros. En
Mayo de 2006 hubo asamblea general y se reeligió al
Secretario General, pero contra él se ha dictado orden de
aprehensión, cuya persecución le ha obligado al exilio, el
23 de marzo de 2007 se ganaron amparos, pero los
trabajadores despedidos no fueron reinstalados,
denegación de justicia en estos casos, julio de 2007
estalló la huelga, se utilizó un sindicato blanco que nadie
conocía, recuentos a mano alzada, la empresa y el
gobierno, los recuentos debería ser personal, directa y
secreta en decisión de la CSJ. 2 de agosto de 2007: se
reunieron con el Secretario de Trabajo, había órdenes de
aprehensión se pidió que se levantaran y se terminó la
reunión y el diálogo porque la Secretaría del Trabajo
afirma la independencia judicial y que no atienden asuntos
penales. La huelga en México es considerada un delito por
las autoridades políticas, Declaraciones de inexistencia de
las 3 huelgas, ganaron amparos. Se les reconoció el
derecho de huelga al mismo tiempo que les notificaban un
laudo en que se terminaban el contrato laboral individual
y colectivo, les dejaron sin trabajo. El Secretario General
Napoleón Gómez Urrutia, se encuentra en el exilio
perseguido por el gobierno, Juan Linares sigue preso, pese
a que tribunales federales han ordenado su libertad.
Respecto a la Sección 65 de Cananea, en el comité
ejecutivo local, la empresa empezó por no recibirlos.
Siguen utilizando los grupos de choque y agresiones
promovidas por las autoridades locales, regionales y
federales. Llegaron con 1700 efectivos del Ejército y de la
policía, para imponerles una notificación, hubo
enfrentamientos durante 3 horas, más grave es que se
violentan los derechos humanos, la empresa Mexicana es
dueña del agua, de 57 pozos, sólo les han dejado un pozo
en condiciones insalubres. Les impusieron un sindicato
charro, resistieron, luego les quitaron el servicio médico,
en Cananea mueren de infarto o de cáncer. Llamado a la
unidad, por la dignidad de clase, enfrentar a este gobierno
que lleva tres años, la huelga de Cananea procedió a la
revolución mexicana, el próximo año es el centenario de la
revolución mexicana. La Federación Internacional de
trabajadores en industrias metalúrgicas con sede en
Ginebra, apoya a los sindicatos mexicanos, hay una
auditoría sobre la utilización de los 55 millones que
demuestra el mensaje transparente de los recursos.
16.Asociación Civil Cosmhogar, A. C. Empresa AVON, para
esta empresa trabajan más de 400 mil mexicanas a las que
se les niega sus derechos laborales. En 1972 se estableció
un convenio entre el Instituto Mexicano de Seguridad
Social y la empresa Avon, en el cual las trabajadoras que
alcanzaran ciertas metas de ventas anuales tendrían
derecho a los beneficios de la seguridad social. En 1994 se
firmó otro convenio en el que se les quitó el derecho al
pago por accidente de trabajo y las compañeras que no
cuentan con las mesas que impone la empresa tienen que
trabajar aunque estén enfermas y en el caso de las
embarazadas no tienen el beneficio del pago de las
incapacidades de pre y post natal. En el año 2004, AVON
arbitrariamente dejó desprotegidas de la Seguridad Social
a más de 27 mil trabajadoras. A partir del 2006 se firma
un nuevo convenio en el que solamente se cuenta con el
seguro voluntario. En esta modalidad no tienen derecho a
pensionarse ni a incapacitarse por enfermedad general y
tampoco se puede inscribir a ningún familiar. En el 2006
interpusieron demanda laboral ante la Junta Federal de
Conciliación y Arbitraje, respondiendo el 16 de enero de
2009 que no se les reconoce la relación laboral, por lo que
se ampararon en el Tribunal Colegiado en Materia de
Trabajo que fue negado el 25 de junio de 2009
argumentando que s « incrementaría el desempleo en
México », aunque AVON violente la Ley Federal de Trabajo.
El 3 de agosto la CSJ rechazó el recurso de revisión, lo que
agota los recursos internos.
IV. CONCLUSIONES PRELIMINARES DEL
TRIBUNAL
A. El derecho de sindicación se encuentra previsto en el
art. 123 num. XVI de la Constitución cuando establece que
tanto los obreros como los empresarios tendrán derecho a
coaligarse para defender sus respectivos intereses,
formando sindicatos.
Igualmente sucede con el literal B aparte X entre los
poderes de la Unión el Gobierno del Distrito Federal y sus
trabajadores que establece que estos últimos tendrán
derecho a asociarse para la defensa de sus intereses
comunes.
El Convenio OIT núm. 98 en su art. 1º establece la
protección contra todo acto de discriminación que
menoscabe la libertad sindical en relación con su empleo,
prescribiendo la misma en caso de que el empleo se sujete
a la condición de no afiliación a un sindicato o a dejar de
ser miembro del mismo o de despedir a un trabajador o
perjudicarlo por su afiliación sindical o de su participación
en actividades sindicales fuera de las horas de trabajo o
dentro de ellas si cuenta con el consentimiento del
empleador.
La propia Constitución Política en su art. 123 num. XXII
establece la indemnización por parte del patrono al
trabajador cuando lo despida por haber ingresado a una
asociación o sindicato.
Violación de la legislación internacional contemplada en
las Normas Internacionales del Trabajo cuales son los
convenios núm. 87 de libertad sindical de 1948 y el núm.
98 de 1949 sobre derecho de sindicación y negociación
colectiva.
1. Se viola el artículo 2º del Convenio OIT (CIT) 87 en
cuanto a la autorización previa para asociarse.
La Ley Federal del Trabajo recoge en el art. 357 igual
definición del derecho a constituir sindicatos sin
necesidad de autorización previa. Sin embargo el art. 365
entra en cierta contradicción o se convierte en una
contradicción de este principio cuando establece que los
sindicatos deben registrarse ante la Secretaría de Trabajo
y Previsión Social cuando sean de competencia federal y
en las Juntas de Conciliación y Arbitraje en los de
competencia local y cumplir requisitos específicos.
2. El artículo 3º inciso segundo del CIT núm. 87 se refiere
específicamente a que las autoridades públicas deberán
abstenerse de toda intervención que tienda a limitar este
derecho a entorpecer su ejercicio legal lo que se produce
con la obligación legal del registro del sindicato.
Por tanto la adquisición de la personalidad jurídica de
estas organizaciones se encuentra sujeta a una condición
de registro, violando el art, 7º del propio CIT núm. 87.
En cuanto al CIT núm. 98 la situación es más crítica porque
se viola la Constitución en su art. 123.
B. Otras violaciones de obligaciones internacionales del
estado
mexicano en materia de derechos humanos.
El Tribunal puede concluir provisionalmente que el Estado
mexicano estaría atentando contra los siguientes
derechos consagrados en la Convención Americana de
Derechos Humanos: el Artículo 1 sobre la Obligación de
Respetar los Derechos y el Artículo 2 sobre el Deber de
Adoptar Disposiciones de Derecho Interno y de manera
particular el Artículo 4. Derecho a la Vida, Artículo 5.
Derecho a la Integridad Personal, Artículo 7. Derecho a la
Libertad Personal, Artículo 8. Garantías Judiciales, Artículo
11. Protección de la Honra y de la Dignidad, Artículo 16.
Libertad de Asociación, Artículo 24. Igualdad ante la Ley,
Artículo 25. Protección Judicial (recursos de amparo) y las
normas concordantes en el Pacto de Derechos Civiles y
Políticos de las Naciones Unidas.
De igual manera México estaría desconociendo el Artículo
26 de la Convención Americana en su capítulo de Derechos
Económicos, Sociales y Culturales que establece el
principio del desarrollo Progresivo en que “ Los Estados
Partes se comprometen a adoptar providencias, tanto a
nivel interno como mediante la cooperación internacional,
especialmente económica y técnica, para lograr
progresivamente la plena efectividad de los derechos que
se derivan de las normas económicas, sociales y sobre
educación, ciencia y cultura...”, este principio se
encuentra igualmente en el Protocolo de San Salvador y
en el Pacto de Derechos Sociales, Económicos y Culturales
de la ONU
Igualmente México no cumple con el Artículo 28 que
establece la Cláusula Federal para cumplir con las
obligaciones que ha asumido con la Convención Americana
en que “ el gobierno nacional de dicho Estado parte
cumplirá todas las disposiciones de la presente
Convención relacionadas con las materias sobre las que
ejerce jurisdicción legislativa y judicial. Con respecto a las
disposiciones relativas a las materias que corresponden a
la jurisdicción de las entidades componentes de la
federación, el gobierno nacional debe tomar de inmediato
las medidas pertinentes, conforme a su constitución y sus
leyes, a fin de que las autoridades competentes de dichas
entidades puedan adoptar las disposiciones del caso para
el cumplimiento de esta Convención”.
También México estaría incumpliendo el PROTOCOLO
ADICIONAL A LA CONVENCIÓN AMERICANA SOBRE
DERECHOS HUMANOS EN MATERIA DE DERECHOS
ECONÓMICOS, SOCIALES Y CULTURALES, "PROTOCOLO DE
SAN SALVADOR" que ratificó el 16 de abril de 1996.
Este Protocolo al igual que el Pacto de Derechos
Económicos, Sociales y Culturales y su Protocolo
facultativo recuerdan que con arreglo a la Declaración
Universal de los Derechos Humanos “sólo puede realizarse
el ideal del ser humano libre, exento del temor y de la
miseria, si se crean condiciones que permitan a cada
persona gozar de sus derechos económicos, sociales y
culturales, tanto como de sus derechos civiles y políticos”
De igual manera México no estaría respetando el Artículo
6 de dicho Protocolo que establece el Derecho al Trabajo:
“1. Toda persona tiene derecho al trabajo, el cual incluye
la oportunidad de obtener los medios para llevar una vida
digna y decorosa a través del desempeño de una actividad
lícita libremente escogida o aceptada.
2. Los Estados partes se comprometen a adoptar las
medidas que garanticen la plena efectividad al derecho al
trabajo, en especial las referidas al logro del pleno
empleo, a la orientación vocacional y al desarrollo de
proyectos de capacitación técnico-profesional,
particularmente aquellos destinados a los minusválidos.
Los Estados partes se comprometen también a ejecutar y
a fortalecer programas que coadyuven a una adecuada
atención familiar, encaminados a que la mujer pueda
contar con una efectiva posibilidad de ejercer el derecho
al trabajo”.
Tampoco el Artículo 7 que consagra las obligaciones de
establecer Condiciones Justas, Equitativas y Satisfactorias
de Trabajo, entre otras:
a. una remuneración que asegure como mínimo a todos los
trabajadores condiciones de subsistencia digna y decorosa
para ellos y sus familias y un salario equitativo e igual por
trabajo igual, sin ninguna distinción;
d. la estabilidad de los trabajadores en sus empleos, de
acuerdo con las características de las industrias y
profesiones y con las causas de justa separación.
En casos de despido injustificado, el trabajador tendrá
derecho a una indemnización o a la readmisión en el
empleo o a cualesquiera otra prestación prevista por la
legislación nacional.
Tampoco se respeta el Artículo 8 que consagra los
derechos sindicales:
a. el derecho de los trabajadores a organizar sindicatos y
a afiliarse al de su elección, para la protección y
promoción de sus intereses. Los Estados partes también
permitirán que los sindicatos, federaciones y
confederaciones funcionen libremente;
b. el derecho a la huelga.
3. Nadie podrá ser obligado a pertenecer a un sindicato.
De igual forma se vulnera el Artículo 9: Derecho a la
Seguridad Social.
México con ocasión de la ratificación de este Protocolo
Adicional a la Convención Americana declara que lo hace
en el entendimiento de que el artículo 8 del aludido
Protocolo “se aplicará en la República mexicana dentro de
las modalidades y conforme a los procedimientos
previstos en las disposiciones aplicables en la
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y de
sus leyes reglamentarias”. Hubiese sobrado esta
observación, si se considera que los contenidos del art. 8
ya hacían parte de la Constitución mexicana desde 1917
en su art. 123.
Del Protocolo Facultativo del Pacto Internacional de
Derechos Económicos, Sociales y Culturales, que México
promovió en su proceso de adopción, se reafirman en su
Preámbulo los principios enunciados en la Carta de las
Naciones Unidas recordando que “ la libertad, la justicia y
la paz en el mundo tienen por base el reconocimiento de la
dignidad inherente a todos los miembros de la familia
humana y de sus derechos iguales e inalienables para
agregar luego que “la universalidad, indivisibilidad,
interdependencia e interrelación de todos los derechos
humanos y libertades fundamentales”
A las declaraciones y pactos anteriores hay que señalar
igualmente que México se aleja cada vez más en lugar de
cumplir la Declaración de las Naciones Unidas de 1986 que
establece que el derecho al desarrollo es un derecho
humano, basada en invocar la conjunción de los pactos de
derechos civiles y políticos como de los derechos sociales,
económicos y culturales, así como la obligación que tienen
los Estados de ejercer su “derecho inalienable a la plena
soberanía sobre todas sus riquezas y recursos naturales”
Asimismo indica que los Estados tienen el derecho y el
deber de formular políticas de desarrollo nacional
adecuadas con el fin de mejorar constantemente el
bienestar de la población entera y de todos los individuos
sobre la base de su participación activa, libre y
significativa en el desarrollo y en la equitativa distribución
de los beneficios resultantes de éste.
Por último sobre las obligaciones internacionales de
México en materia de derechos humanos, debemos
señalar algunas de las preocupaciones y recomendaciones
del Comité del Pacto de Derechos Sociales, Económicos y
Culturales de 2006 que siguen sin cumplirse, al examinar
el cuarto informe de México:
“12. El Comité observa con preocupación que
aproximadamente el 40% de la población activa, según las
informaciones disponibles, trabaja en el sector no
estructurado.
13. Preocupa al Comité que sean bajos los salarios
mínimos del Estado Parte, sobre todo los de las mujeres y
los indígenas.
14. El Comité manifiesta su profunda preocupación por las
malas condiciones de trabajo de los trabajadores
indígenas, frecuentemente mal remunerados o no
remunerados, o desprovistos de prestaciones de
seguridad social o vacaciones pagadas, que a menudo
trabajan con contratos de jornaleros o como miembros de
la familia no remunerados.
15. El Comité reitera su preocupación por la práctica de
los empleadores de la industria maquiladora (textil) que
exigen a las mujeres certificados de no gravidez como
condición para contratarlas o evitar su despido.
16. El Comité expresa su preocupación por las rigurosas
restricciones contenidas en la Ley federal del trabajo y en
la Ley federal de los trabajadores al servicio del Estado,
respecto del derecho a constituir sindicatos y adherirse a
éstos, como los monopolios sindicales, las cláusulas de
exclusión, los requisitos de edad mínima y de otra clase
para tener la calidad de miembro, así como las
disposiciones sobre la inhabilitación de sindicatos del
sector público. Le preocupan asimismo las restricciones
impuestas al derecho de los sindicatos de establecer
confederaciones o federaciones nacionales, así como al
derecho de huelga.
17. Preocupa al Comité que el plan de seguro de
desempleo del Estado Parte sólo comprenda el cese en el
empleo a una "edad avanzada".
18. El Comité observa con preocupación que, pese al
programa Seguro Popular, aproximadamente la mitad de
la población del Estado Parte no tiene derecho a la
seguridad social ni a la asistencia social.
29. El Comité alienta al Estado Parte a considerar la
adopción de disposiciones legislativas sobre la igualdad
de género a nivel federal y de los Estados. Insta al Estado
Parte a que vele por que todos los Estados adopten y
apliquen efectivamente leyes sobre acoso sexual y por
que se revoque cualquier disposición contraria al artículo
3 del Pacto en la legislación federal y de los Estados.
30. El Comité recomienda al Estado Parte que regularice
gradualmente la situación de las personas que trabajan en
el sector no estructurado y que continúe y amplíe sus
programas de colocación y su apoyo financiero para las
personas en busca de un empleo.
31. El Comité recomienda al Estado Parte que vele por que
los salarios fijados por la Comisión Nacional de Salarios, o
negociados entre los trabajadores y empleadores,
aseguren a todos los trabajadores y empleados, en
particular a las mujeres y los indígenas, condiciones de
vida dignas para ellos y para sus familias, de conformidad
con el inciso ii) del apartado a) del artículo 7 del Pacto.
32. El Comité insta al Estado Parte a que tome medidas
eficaces para mejorar las condiciones de trabajo de los
trabajadores indígenas, en particular, adoptando y/o
aplicando la legislación pertinente, aplicando la Ley
federal para prevenir y eliminar la discriminación y la
correspondiente legislación de los Estados, efectuando
con eficacia un número mayor de inspecciones de trabajo
en las comunidades indígenas y sancionando a los
empleadores que violan las normas laborales mínimas.
33. El Comité insta al Estado Parte a que modifique la Ley
federal de trabajo u otras leyes, con miras a prohibir la
práctica de exigir certificados de no gravidez a las mujeres
como requisito para darles un empleo y a que sancione a
los empleadores que no cumplen estas disposiciones.
34. El Comité recomienda al Estado Parte que examine su
legislación laboral con vistas a suprimir cualesquiera
restricciones de los derechos sindicales, que no sean las
necesarias en una sociedad democrática en interés de la
seguridad nacional o del orden público, o para la
protección de los derechos y libertades ajenos. Reitera su
petición al Estado Parte de que considere la posibilidad de
retirar su declaración interpretativa del artículo 8 del
Pacto y de que ratifique el Convenio Nº 98 de la OIT sobre
el derecho de sindicación y de negociación colectiva
(1949). El Comité exhorta al Estado Parte a que aplique las
sentencias del Tribunal Supremo de México por las que se
declara ilegal la imposición de un monopolio sindical en el
sector público y la "cláusula de exclusión" según la cual
los empleadores públicos o privados sólo pueden
contratar a los miembros de un sindicato ya existente en
el lugar de trabajo. Recomienda asimismo al Estado Parte
que extienda la competencia de las comisiones de
derechos humanos, nacional y de los Estados, a las
presuntas violaciones de los derechos laborales, y que
aplique las recomendaciones relativas a la libertad
sindical contenidas en el Diagnóstico nacional sobre la
situación de los derechos humanos en México elaborado
por la oficina local del Alto Comisionado de las Naciones
Unidas para los Derechos Humanos.
35. El Comité recomienda al Estado Parte que evalúe con
detenimiento las modificaciones propuestas del sistema
de jubilación vigente mediante la Ley relativa al Instituto
de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del
Estado, así como las modificaciones futuras de otros
sistemas de seguridad social, para cerciorarse de que
dichas modificaciones no traigan consigo una inseguridad
en el trabajo para los futuros jubilados, ni una disminución
de la cuantía de sus futuras pensiones que les impida
disfrutar de un nivel de vida adecuado.
36. El Comité insta al Estado Parte a que amplíe el alcance
de los criterios de admisibilidad para que todos los
desempleados tengan acceso a las prestaciones del
seguro de desempleo.
37. El Comité insta al Estado Parte a que adopte todas las
medidas necesarias para prestar asistencia social a
quienes carecen actualmente de toda protección, con
miras a permitir que las personas y las familias en
situación de necesidad, incluidos los trabajadores del
sector no estructurado y otros individuos y familias
desfavorecidos y marginados, vivan una vida digna”
C. Vulneraciones del Convenio sobre la libertad sindical y
la protección del derecho de sindicación, n. 87, de 1948,
de la Organización internacional del trabajo, y del
Convenio sobre el derecho de sindicación y de negociación
colectiva, de 1949, n 98, de la Organización internacional
del trabajo.
. Limitación del derecho a la constitución de sindicatos por
parte de diferentes administraciones públicas.
Vulneración de los arts. 2 y 7 del Convenio sobre la
libertad sindical y la protección del derecho de
sindicación, n. 87, de 1948, de la Organización
internacional del trabajo.
. Sustitución de ejecutivas sindicales legalmente elegidas
por los trabajadores por parte de la empresa.
Vulneración de los arts. 3.1 y 3.2 del Convenio sobre la
libertad sindical y la protección del derecho de
sindicación, n. 87, de la Organización internacional del
trabajo.
. Disolución de sindicatos.
Vulneración del art. 4 del Convenio sobre la libertad
sindical y la protección del derecho de sindicación, n. 87,
de la Organización internacional del trabajo.
. Hostigamiento, delitos de lesiones, homicidios cometidos
contra los trabajadores/as y sus representantes sindicales
Vulneración del art. 8.1 del Convenio sobre la libertad
sindical y la protección del derecho de sindicación, n. 87,
de la Organización internacional del trabajo.
Vulneración de los arts. 1.1 y 1.2 a) y b) del Convenio
sobre el derecho de sindicación y de negociación
colectiva, de 1949, n 98, de la Organización internacional
del trabajo.
. Prohibición a un sindicato a federarse o confederarse con
otros sindicatos.
Vulneración del art. 5 del Convenio sobre la libertad
sindical y la protección del derecho de sindicación, n. 87,
de la Organización internacional del trabajo.
.Despidos de trabajadores/as por encontrarse afiliados a
un sindicato.
Vulneración del art. 8.1 del Convenio sobre la libertad
sindical y la protección del derecho de sindicación, n. 87,
de la Organización internacional del trabajo.
Vulneración del art. 1.2 b) del Convenio sobre el derecho
de sindicación y de negociación colectiva, de 1949, n 98,
de la Organización internacional del trabajo.
. Conductas antisindicales por parte de los empleadores
contra representantes de los trabajadores y trabajadores
afiliados a un sindicato.
Vulneración del art. 2.1 del Convenio sobre el derecho de
sindicación y de negociación colectiva, de 1949, n 98, de
la Organización internacional del trabajo.
. Constitución de sindicatos dominados por el empleador.
Vulneración del art. 2.2 del Convenio sobre el derecho de
sindicación y de negociación colectiva, de 1949, n 98, de
la Organización internacional del trabajo.
. Violación del derecho a la negociación colectiva mediante
la constitución de sindicatos dominados por el empleador.
Vulneración del art. 2.2 del Convenio sobre el derecho de
sindicación y de negociación colectiva, de 1949, n 98, de
la Organización internacional del trabajo.
Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos
. Violación al derecho a la libertad sindical y a la
constitución de sindicatos
(art. 123,A,XVI)
. Limitación del derecho a la constitución de sindicatos por
parte de diferentes administraciones públicas.
(art. 123)
.Despidos de trabajadores/as por encontrarse afiliados a
un sindicato.
(art. 123,A,XXII)
. Violación del derecho de huelga.
(art. 123,B,X)
Vulneraciones de la Ley Federal del Trabajo Mexicana.
. Denegación al derecho a constituir sindicatos por parte
de la administración pública.
Vulneración de los arts. 366 y 370 de la Ley Federal del
Trabajo
. Disolución de sindicatos.
Vulneración del art. 379 de la Ley Federal del Trabajo
. Violación del Derecho a la libertad sindical negativa.
Vulneración del art. 358 de la Ley Federal del Trabajo
. Violación del Derecho a la negociación colectiva
Vulneración de los arts. 406 y 408 de la Ley Federal del
Trabajo
. Limitación del derecho a la negociación colectiva no
reconociendo los resultados electorales de la asamblea de
trabajadores o impidiendo su realización
Vulneración de los arts. 364 y 371 de la Ley Federal del
Trabajo
. Prohibición a un sindicato a federarse o confederarse con
otros sindicatos.
Vulneración del art. 381 de la Ley Federal del Trabajo
. Denegación del derecho a la sindicación de trabajadores
ordinarios considerados de “confianza” indebidamente
Vulneración del art. 363 de la Ley Federal del Trabajo y
del art. 70 de la Ley Federal de los trabajadores al servicio
del estado.
. Constitución de “contratos colectivos de protección”
Vulneración del art. 366.I en relación con el art. 356 de la
Ley Federal del Trabajo.
Vulneraciones de la Ley Federal de los trabajadores al
servicio del Estado, Reglamentaria del apartado b) del
artículo 123 Constitucional
. Violación del Derecho a la negociación colectiva
Vulneración del art. 87 de la Ley Federal de los
trabajadores al servicio del Estado, Reglamentaria del
apartado b) del artículo 123 Constitucional
V. RECOMENDACIONES DEL COMITE DE
LIBERTAD SINDICAL DE LA ORGANIZACIÓN
INTERNACIONAL DEL TRABAJO ANTE CASOS
SIMILARES
En casos similares a los denunciados, el Comité de
Libertad Sindical de la OIT ha determinado:
Derecho a la vida, a la seguridad de la persona y a la
integridad física o moral de la persona
42. El derecho a la vida es el presupuesto básico del
ejercicio de los derechos consagrados en el Convenio núm.
87.
43. La libertad sindical sólo puede ejercerse en una
situación en que se respeten y garanticen plenamente los
derechos humanos fundamentales, en particular, los
relativos a la vida y a la seguridad de la persona.
44. Los derechos de las organizaciones de trabajadores y
de empleadores sólo pueden ejercerse en un clima
desprovisto de violencia, de presiones o de amenazas de
toda índole contra los dirigentes y afiliados de tales
organizaciones, e incumbe a los gobiernos garantizar el
respeto de este principio.
45. Un movimiento sindical realmente libre e
independiente no se puede desarrollar en un clima de
violencia e incertidumbre.
46. Un clima de violencia que da lugar al asesinato o a la
desaparición de dirigentes sindicales o actos de agresión
contra los locales y bienes de organizaciones de
trabajadores y de empleadores constituye un grave
obstáculo para el ejercicio de los derechos sindicales;
tales actos exigen medidas severas por parte de las
autoridades.
47. Los hechos imputables a particulares responsabilizan a
los Estados a causa de la obligación de diligencia y de
intervención de los Estados para prevenir las violaciones
de los derechos humanos. En consecuencia, los gobiernos
deben procurar no violar sus deberes de respeto de los
derechos y las libertades individuales, así como su deber
de garantizar el derecho a la vida de los sindicalistas.
48. El asesinato, la desaparición o las lesiones graves de
dirigentes sindicales y sindicalistas exigen la realización
de investigaciones judiciales independientes con el fin de
esclarecer plenamente en el más breve plazo los hechos y
las circunstancias en las que se produjeron dichos
asesinatos, y así, dentro de lo posible, determinar las
responsabilidades, sancionar a los culpables y prevenir la
repetición de los mismos.
50. Cuando se han producido ataques a la integridad física
o moral, el Comité ha considerado que la realización de
una investigación judicial independiente debería
efectuarse sin dilación, ya que constituye un método
especialmente apropiado para esclarecer plenamente los
hechos, determinar las responsabilidades, sancionar a los
culpables y prevenir la repetición de tales actos.
51. Cuando en pocas ocasiones las investigaciones
judiciales sobre asesinatos y desapariciones de
sindicalistas han tenido éxito, el Comité estimó
imprescindible identificar, procesar y condenar a los
culpables y señaló que una situación así da lugar a la
impunidad de hecho de los culpables, agravando el clima
de violencia y de inseguridad, lo cual es extremadamente
perjudicial para el ejercicio de las actividades sindicales.
52. La ausencia de fallos contra los culpables comporta
una impunidad de hecho que agrava el clima de violencia y
de inseguridad, lo cual es extremadamente perjudicial
para el ejercicio de las actividades sindicales.
53. El Comité subrayo la necesidad de que en los casos en
que las investigaciones judiciales relacionadas con la
muerte de sindicalistas parecen prolongarse
excesivamente los procesos se resuelvan con rapidez.
54. El Comité ha considerado que durante el período de
detención, los sindicalistas, al igual que cualquier
persona, deben gozar de las garantías previstas en la
Declaración Universal de Derechos Humanos y en el Pacto
Internacional de Derechos Civiles y Políticos, el Pacto
internacional de derechos civiles y políticos según el cual
todas las personas privadas de su libertad han de ser
tratadas con humanidad y respeto de la dignidad
inherente del ser humano.
58. Un clima de violencia, de presiones y de amenazas de
toda índole contra dirigentes sindicales y sus familiares no
propicia el libre ejercicio y el pleno disfrute de los
derechos y libertades que consagran los Convenios núms.
87 y 98 y todo Estado tiene la ineludible obligación de
fomentar y mantener un clima social donde impere el
respeto a la ley, como único medio para garantizar el
respeto y la protección a la vida.
59. Los ataques perpetrados contra sindicalistas
constituyen una grave injerencia en los derechos
sindicales. Las acciones criminales de esa naturaleza
crean un clima de temor que es sumamente perjudicial
para el desarrollo de las actividades sindicales.
60. El ambiente de temor que resulta de amenazas de
muerte a sindicalistas no puede sino incidir
desfavorablemente en el ejercicio de las actividades
sindicales, ya que dicho ejercicio sólo es posible dentro
del respeto de los derechos humanos fundamentales y en
un clima desprovisto de violencia, de presiones o
amenazas de toda índole.
Exigencia de una autorización previa
272. El principio de la libertad sindical podría llegar a ser
muchas veces letra muerta si para crear una organización
los trabajadores y los empleadores tuviesen que obtener
un permiso cualquiera, ya revista la forma de una licencia
para fundar la organización sindical propiamente dicha, de
una sanción discrecional de sus estatutos o de su
reglamento administrativo o de alguna autorización previa
indispensable para proceder a su creación. No obstante, si
bien los fundadores de un sindicato tienen que observar
los requisitos de publicidad u otros análogos que pueden
regir de acuerdo con determinada legislación, tales
requisitos no deben equivaler prácticamente a una
autorización previa ni constituir un obstáculo para la
creación de una organización hasta el punto de constituir
en los hechos una prohibición pura y simple. Aun cuando
el registro sea facultativo, si de él depende que las
organizaciones puedan gozar de los derechos básicos para
poder «fomentar y defender los intereses de sus
miembros», el mero hecho de que en tales casos la
autoridad encargada de la inscripción goce del derecho
discrecional de denegarla conduce a una situación que
apenas diferirá de aquellas en que se exija una
autorización previa.
273. Una disposición legal que supedita el derecho de
asociación a una autorización dada de una manera
puramente discrecional por un departamento ministerial
es incompatible con el principio de la libertad sindical.
Despidos discriminatorios
789. Teniendo en cuenta la importancia de la
independencia de las partes en la negociación colectiva,
las negociaciones no deberían llevarse a cabo en nombre
de los trabajadores o de sus organizaciones por conducto
de representantes designados o controlados por los
empleadores o sus organizaciones.
791. En ciertos casos en que en la práctica la legislación
nacional permite a los empleadores, a condición de que
paguen la indemnización prevista por la ley en todos los
casos de despido injustificado, despedir a un trabajador,
si el motivo real es su afiliación a un sindicato o su
actividad sindical, no se concede una protección suficiente
contra los actos de discriminación antisindical cubiertos
por el Convenio núm. 98.
795. No se deberían autorizar los actos de discriminación
antisindical bajo pretexto de despidos por razones
económicas.
796. Los programas de reducción de personal no deben
utilizarse para llevar a cabo actos de discriminación
antisindical.
797. La reestructuración de una empresa no debería
menoscabar directa ni indirectamente la situación de los
trabajadores sindicalizados y de sus organizaciones.
Despido de dirigentes sindicales
804. El Comité indicó que una de la formas de asegurar la
protección de los delegados sindicales es disponer que no
podrán ser despedidos mientras estén en el ejercicio de
sus funciones, ni durante un período determinado a partir
del momento en que cesen en ellas, salvo, naturalmente,
en caso de falta grave.
808. En ningún caso un dirigente sindical debería poder
ser despedido por el simple hecho de presentar un pliego
de peticiones; ello constituye un acto de discriminación
sumamente grave.
810. En un caso en que se había despedido a un dirigente
sindical que fue reintegrado pocos días después, el Comité
señaló que el despido de dirigentes sindicales en razón de
su función o actividades sindicales

Teléfonos: 52 07 41 47 y 55 14 76 75
tilsmexico@gmail.com