You are on page 1of 5

ARQUITECTURA, ESPACIO PÚBLICO, CIUDAD Y CULTURA

Arq. Pedro Escajadillo Cumpa

Cuando visitamos una ciudad tenemos percepciones que nos pueden ayudar a definirla. A veces no
sabemos exactamente lo que es o simplemente podemos decir que nos gusta o no. Nos llaman la
atención sus edificios, si es ordenada o no, si está limpia o no; aunque a veces detectamos algunas cosas
que se 'respiran' en el ambiente y que no siempre podemos explicar. Con estas percepciones nos
atrevemos a emitir una opinión acerca de la ciudad visitada e incluso, según la experiencia que hayamos
tenido, recomendamos a nuestros amigos visitarla. Sin darnos cuenta, sentimos y vivimos una ciudad, su
arquitectura, sus espacios, su cultura.
Desde tiempos remotos el hombre ha construido edificios para satisfacer sus múltiples necesidades,
esto ha evolucionado desde una primitiva choza en la prehistoria hasta el más moderno y sofisticado
edificio que hoy encontramos. Es así que surge la arquitectura como el arte de modelar espacios,
volúmenes y materiales -haciendo uso de la tecnología- como respuesta a la realidad del hombre de
cada época. En este proceso evolutivo y con el uso de los edificios, el hombre también empieza a sentir
estas construcciones como propias, pues en su configuración vuelca sus conocimientos, sentimientos y
sensaciones.
De igual manera, con el surgimiento de las sociedades organizadas y la vida en comunidad se fueron
construyendo edificaciones que, en conjunto, moldearon espacios de convivencia, dando origen a los
primeros asentamientos, aldeas y ciudades. Así surgieron espacios de uso común como calles, avenidas
y plazas. Estos espacios públicos pueden resultarnos más o menos gratos no sólo por la arquitectura de
los edificios que los definen, sino por su tamaño, proporciones, formas, colores, texturas, etc. A ellos
también podemos aplicar ese sentido de pertenencia, pero, claro a una escala mayor, como sociedad.
Originalmente fueron la geografía, el clima y los materiales disponibles los elementos que definían la
forma, tamaño y técnicas constructivas de los edificios de una ciudad; si a esto se suma el genio
artístico y creativo de sus habitantes, da como resultado la configuración arquitectónica y urbanística de
las ciudades. Estas características otorgan a cada ciudad una identidad propia que la hace diferente de
otras. Pero, ¿esto que tiene que ver con la cultura?. Todo.

La arquitectura de una ciudad nos habla también de su pasado. transformarlas en hechos concretos. sin duda. es el único valor . y todas ellas estaban supeditadas a su disposición. cuando miramos hacia atrás y buscamos en nuestros más profundos recuerdos. Ella engloba.son característicos y representan a menudo los logros. los conflictos e incluso las vergüenzas de una sociedad." De acuerdo con esta definición y considerando que la arquitectura además de ser respuesta a las necesidades del hombre. intelectuales y afectivos que caracterizan una sociedad o un grupo social.que llamamos cultura. no podemos decir que es un valor más. los sistemas de valores. Las ciudades son entes vivos y dinámicos donde se manifiestan los valores . y convertirlas –a veces sin buscarlo. En la antigüedad la arquitectura era considerada la madre de todas las artes.Materialización de la cultura Según la Unesco. lo acompaña en su crecimiento. las contradicciones. Todos los edificios de una ciudad -sin excepción. La arquitectura no es otra cosa que la materialización de nosotros mismos. la cultura "… puede considerarse…como el conjunto de los rasgos distintivos. una plaza. del pensamiento del hombre y su tiempo. podemos afirmar que es parte de la cultura. Este proceso no sucede de un día para otro. pues está presente en todos los estratos de cualquier sociedad.heredados y generados . espirituales y materiales. Aunque su participación se daba en las grandes construcciones de la clase dominante. una calle. un patio. además de las artes y las letras. lugares y espacios donde se ha forjado lo que somos como personas y como sociedad. La arquitectura define la configuración de las ciudades.en verdaderas depositarias de la identidad de los pueblos. las tradiciones y las creencias. los derechos fundamentales del ser humano. los modos de vida. Quizás podemos decir que la arquitectura es la principal manifestación de la cultura y también la más democrática. pero también las imperfecciones. y con todas aquellas manifestaciones de su desarrollo. las conmemoraciones. una iglesia. requiere superar etapas. el bienestar. integrándose en el desarrollo de su vida. Por eso. no podemos negar que también surgió una arquitectura anónima que fue el reflejo del pensar y el sentir de los pueblos. tanto de manera personal como colectiva. madurar ideas. La arquitectura es una conquista del hombre y de la sociedad que lo vincula con su historia. siempre encontraremos la arquitectura como protagonista: una casa. en sus experiencias. La arquitectura tiene un rol protagónico. No se concibe la cultura sin arquitectura.

Los equipamientos urbanos y espacios públicos son como los órganos vitales de las ciudades. Planificación de las ciudades Como ya dijimos. la ciudad es un organismo vivo. Deben planificarse zonas de la ciudad para las nuevas ocupaciones y. Para intentar que todo tenga un orden y un equilibrio es necesario planificar. Por lo general. pues permite tener un crecimiento ordenado y coherente con sus propias actividades. permiten que respire. Como ser vivo también crece y se transforma. es decir que pueda ser accesible a todos. pues la arquitectura es profundamente humana. reglamentar las ya existentes para responder al crecimiento. económica o formativa. es importante planificar también el tránsito vehicular. la arquitectura está también obligada a asumir un rol social y unificador. justicia y armonía social. sino. Hoy en día la arquitectura enfrenta el reto de responder a una verdadera democracia. etc. igualdad de oportunidades. Debemos intentar que la arquitectura sea también respuesta a los ideales de equidad. Sus calles son como las venas y arterias del cuerpo humano. Todo esto sin destruir su identidad.al que todos los ciudadanos tienen acceso. El tan ansiado progreso y desarrollo muchas veces no tiene en cuenta los valores y la cultura encarnados en la arquitectura de las ciudades. sin embargo. La planificación en las ciudades es fundamental. la dotación de servicios. la señalización. el uso del suelo. Más allá de ser una herramienta técnica. No podemos dejar que sea la espontaneidad de la informalidad quien determine el cómo crecen nuestras ciudades y menos que esto afecte lo ya constituido. más allá de cualquier distinción social. Además de normar el crecimiento. crecer sin planificación hace que también se destruya mucho. alguna reglamentación especial si es necesario. Los cambios que una ciudad pueda tener no implican acabar con la configuración anterior. estos valores se concentran en los centros históricos o en . por ellas circulan personas y vehículos que constituyen una suerte de sangre que le da vida. Nuestro país atraviesa una situación económica positiva. agregar o adaptar lo nuevo sin alterar su esencia. que se alimente y que se nutra. Con estabilidad e inversiones se construye mucho.

En él se ubican casonas.. donde se otorgan nuevos usos a los antiguos edificios y se promueven en ellos actividades comerciales. es decir nos da identidad. turísticas. culturales. Es nuestro documento de identidad. por lo tanto no podemos pretender poner en ellos grandes centros comerciales o distintas actividades sin tomar las previsiones necesarias para que no impacten negativamente en los edificios y en los espacios públicos. incluso no es necesario conservar todo. pero también de lo que podríamos ser. es de todos y nadie tiene derecho a destruirlo. Eso sí. De ahí la importancia de conservar nuestro centro histórico. mal que bien. Se puede hacer una selección de las edificaciones mejor conservadas y más representativas y mantener aquellas que realmente valen la pena. pero sin identidad. es nuestra herencia. No. cuidar que lo nuevo se integre visualmente con lo antiguo. más propias a su configuración y compatibles con los valores culturales que viven en ellos. Centros históricos. modernos. plazas y otras construcciones de distinta naturaleza. edificios y espacios en los que podemos encontrar mucha historia. Se trata de una ciudad con un centro histórico notable.tenemos varios casos de centros históricos conservados. Es importante recordar que estos espacios urbanos se configuraron para una determinada escala de uso. con todas las comodidades y espectacularidad de la arquitectura moderna. de ocio. Posee una traza urbana regular propia de las fundaciones españolas en nuestro país. Todo este conjunto urbano es único y nos hace diferentes de todas las ciudades del mundo. al contrario. No es posible que sólo lo entendamos como un montón de edificios viejos que ya no sirven y que deben dar paso a construcciones nuevas y modernas. han dado un carácter y una personalidad a nuestra ciudad. Esto no se contrapone al progreso. iglesias. La arquitectura de nuestro centro histórico. tradición y cultura.barrios tradicionales que son transformados en nuevos lugares sin personalidad. etc. El centro histórico de Piura es un caso que podríamos analizar. En nuestro país –como en el resto del mundo. el caso de Piura. nos puede hablar y decir mucho de lo que fuimos y de lo que somos. No podríamos decir que nuestro centro histórico es mudo testigo de su tiempo. Se necesita un tratamiento especial y una reglamentación propia para estas zonas de las ciudades. o que por lo .

. empresarios y ciudadanos en general nos demos cuenta de la importancia de esta tarea y aportemos en ella. La conservación de nuestro centro histórico es tarea de todos los que vivimos en esta ciudad. Debemos entender que los edificios y espacios que optemos mantener y los nuevos sean también manifestación de nuestra identidad.menos no lo agreda. Lo que más debemos cuidar es que la ciudad mantenga su personalidad y no se convierta en una ciudad cualquiera. Es fundamental que autoridades.