You are on page 1of 3

Stuart Hall y la codificación-decodificación: más allá de Shannon y Weaver

Refiriéndome al artículo de Stuart Hall llamado “Enconding/decoding in culture,
media, language”, es conveniente decir en primer lugar que la importancia de esta
propuesta teórica es que le quita la linealidad al proceso de comunicación que
tradicionalmente se utiliza para entender la transmisión de mensajes (propuesta
Shannon y Wearver). La reflexión que se hace acerca del modelo “tradicional” de
comunicación que sólo contempla al emisor, al mensaje y al receptor, permite
observar que se centra en un nivel de intercambio de mensajes y existe la
ausencia de una concepción estructurada de los diferentes momentos que se dan
en una compleja estructura de relaciones como lo es la emisión y el intercambio
de información.
Se plantea la idea de que se puede pensar en el proceso de comunicación como
la producción, la circulación, la distribución/consumo y la reproducción. La
concepción antes mencionada está referida a los programas televisivos tal y como
Hall considera que generan las estructuras comunicativas. Se dice que en la
producción se construye el mensaje, y es entonces cuando el “circuito” de
comunicación comienza. En el proceso de producción existe un “aspecto
discursivo” que es creado bajo el marco de los significados e ideas donde se ven
involucrados el conocimiento-en-uso que tiene que ver con las “rutinas” de
producción que son históricamente definidas como habilidades técnicas,
ideologías profesionales, conocimiento institucional, definiciones y asunciones,
asunciones que tienen que ver con una audiencia, etc.
Es importante decir que las estructuras de transmisión de información deben de
dar paso a la codificación de los mensajes en la forma de un discurso con
significado. Antes de que un mensaje pueda tener un efecto, satisfacer una
necesidad o ser puesto en uso, debe ser identificado como un discurso con
significado y ser significativamente decodificado. Es el conjunto de significados
decodificados los que pueden tener un efecto, una influencia, dar entretenimiento,
una instrucción o persuadir, con consecuencias profundas en un nivel perceptual,
cognitivo, emocional, ideológico o de comportamiento del individuo. El modelo
tradicional de la comunicación (emisor-mensaje-canal-receptor), deja de lado
aspectos importantes que tienen que ver con la percepción del usuario o receptor,
en donde interviene otros aspectos como la cultura, la educación, el dominio del
lenguaje, su conocimiento de los sistemas de comunicación, etc., cuando se
realiza la decodificación de una información percibida.
Cuando se da un proceso de comunicación, los procesos de codificación-emisión
y decodificación-recepción no son simétricos, es decir, no se tiene un
entendimiento totalmente “igual” de lo que se está transmitiendo (emisor) y lo que
se está entendiendo (receptor) ya que en cada individuo existen diversos factores
que modifican o intervienen en su forma de ver y entender el mundo o su entorno.
También interviene en la modificación del entendimiento de los mensajes los
códigos utilizados en la transmisión de la información, es decir, los códigos

el conocimiento y la historia”. donde se puede identificar un emisor. existen diversos factores . Un aspecto importante a resaltar es lo dicho por Barthes acerca de que los niveles connotativos de significado “tienen una comunicación cercana con la cultura. se debe de pensar más bien en que existen articulaciones variantes en donde la codificación y decodificación pueden ser combinadas. es decir. un mensaje. ya que es muy difícil tener control de esta situación. estos procesos se realizarán de acuerdo con las estipulaciones específicas de la convención en que sean utilizadas. La infraestructura técnica 2. codificación. un tiempo y un lugar específico. es decir. Las relaciones de producción 3. además de que. que no existe un circuito de comunicación “lineal y rígido” como el tradicional. una cultura y un tiempo específico. donde todo parte de una convención. Se puede decir que la denotación y la connotación forman parte de los diferentes códigos. es decir. sin embargo. a través de un proceso de entendimiento y retroalimentación. en teoría. Se debe de recordar que todo código tiene la característica de ser arbitrario. el emisor codifica y el receptor decodifica una cierta información. Por lo anterior. Los marcos de conocimiento Estos tres elementos influyen en los individuos tanto en el momento de emitir o crear un mensaje (codificación) como en el momento de recibir una cierta información (decodificación). estos códigos tienen que ver con un espacio. que parecen fáciles de entender y casi universales. Aunque la propuesta anterior es deseada. un canal y un receptor. determinado y adecuado para una sociedad. es decir son fragmentos de una ideología. Stuart Hall identifica la existencia de ciertos elementos que intervienen en la emisión. percepción y decodificación de la información transmitida que son: 1. sino que se va construyendo a través de la comunicación. Por lo anterior no debemos de engañarnos al pensar que un tipo de comunicación (que un conjunto de individuos ha interiorizado profundamente o “naturalizado”) puede tener un entendimiento universal. Como se puede observar.utilizados deben ser similares entre el emisor y el receptor para que se pueda establecer un entendimiento comunicativo. La acción de codificar un mensaje puede permitir una delimitación de la decodificación por parte del receptor puesto que existirán algunos parámetros los cuales serán establecidos por el emisor en busca de que el receptor capte o entienda un mensaje de acuerdo con las intenciones del que emitió la información transmitida. Los códigos pueden estar tan “naturalizados” en una cultura puesto que son aprendidos a edades muy tempranas por los individuos. Este proceso no está dado o establecido. por lo que pierden su naturaleza de “universalidad” ya que son conocidos y utilizados por un conjunto de individuos más no es aplicable para todas y cada una de las culturas internacionales.

Una posición negociada en la transmisión de mensajes que es cuando existe una aceptación parcial de la información. Una posición opuesta a lo que se transmite. donde lo que se dice no es aceptado. son combinados a través de la operación de un “código profesional”. el receptor decide que información le interesa y le sirve. En este caso se puede decir que sólo la visión presentada en este tipo de comunicación es legítima. se da una lectura hegemónica. o tratan de que sus puntos de vista sean percibidos de la misma manera por todo el mundo.inherentes al individuo que pueden ayudar o perjudicar en el proceso de comunicación. el grupo del control. Desde esta posición. La elección particular de ciertos formatos. relaciones de producción y marcos de conocimiento). la selección de imágenes. es decir. cada mensaje decodificado es codificado después como una falacia. ante el cual la información debe ser recibida tal y como es transmitida. donde lo que se percibe principalmente es que el emisor miente. . Una posición hegemónica. existen tres posiciones principales que surgen de la interacción entre el receptor y el mensaje. Por último se puede decir que independientemente de la mediación entre la emisión y el mensaje y de acuerdo con los elementos cognitivos que se encuentran presentes en el individuo (infraestructura técnica. la selección de personajes. existe “una verdad absoluta” de lo que se dice. el código establecido por un grupo dominante. Buscan representar “globalizaciones” de sus puntos de vista.