You are on page 1of 11

PENSAMIENTO de Hegel y Kierkegaard

en su devenir entre el Siglo XXI

por: FLOW
Una máxima de Hegel: “El Individuo es un momento en el devenir del Espíritu
absoluto”, me inspiro a desdoblar realidades y reflejos a contextos de siglo XXI y de
como podrían estos danzar dentro de algunos de los pensamientos de Hegel y
Kierkegaard.

Comienzo por introducirme como parte de una subjetividad absoluta, sin apartarme
de una individualidad finita con posibilidad a la INFINIDAD absoluta... esto nos
untaría de fragmentos Hegelianos y Kierkegaardianos, arrejuntados con
argumentos especulativos de posibilidad finita dentro la subjetividad iNFINITA
absoluta que no depende del hombre si este deja de existir... tópicos altamente
tóxicos con incitación a controversias desde lo espiritualmente dado a lo ultra-
determinantemente religioso y lo especulativamente idealista del hombre material...
algunas controversias encontrarían su punto de encuentro en la existencia pura del
hombre para y por el hombre, alimentadas por una alta dosis de un auto- ego-
ilusorio-personalista que pondría a cientos de pensadores a divagar entre sus
propias observaciones existenciales –ya profundas, ya emocionales o ya dentro de
esa posibilidad y tentativa de formar parte de una subjetividad INFINITA absoluta...
pero para comenzar a tocar teclados entre Hegel y Kierkegaard y dejando por fuera
el ser individual básico del pensamiento Kierkegaardiano o parte del de Hegel...
Pensamos que si el individuo es solo un momento en el devenir del ser- absoluto y
si la realidad subjetiva es una realidad existente, dejaría este concepto al hombre
como ficha de ajedrez en un tablero mas amplio que el Universo; representando
este hombre a toda nuestra existencia tridimensional visible a jugar una partida,
donde su existencia INDIVIDUAL no es "indispensable" al espíritu absoluto por
escogencia humana intelectual, sino por la oportunidad QUE LE DÁ a la vida de
parte del ser- absoluto, pero AÚN dentro de la posibilidad de desempeñarse lo
mejor posible en los 15 minutos de juego que tiene, buscando permanecer o
buscando un espacio entre el devenir de una subjetividad tan absoluta, que puede
simplemente desechar la idea del hombre a ser parte del absoluto, sino desarrolla
ESTE una partida a la mejor forma de sus posibilidades EXPERIENCIALES dadas
de principio COMO IDEA dentro de su realidad finita TEMPORAL, pero con grandes
posibilidades de transformar su finiquitaje en un eternitaje paralelo y dentro del
absoluto devenir... como solo un único elemento etéreo, invisible, sensible y de
existencia tanto en subjetividad finita como en la subjetividad infinita y que sirve de
link para que el hombre perdure en su posición como ser existente dentro del
absoluto devenir de la existencia UNO-TOTAL, y el link es el SENSIBLE: “amor.org”

Pero digo como nunca dijo Hegel, que esta lógica escrita, es solo un experimento
del pensamiento, que toca no solo idealismos tentativos, sino también los fantasmas
de la filosofía especulativa, y por ende -para callar a los demás miembros de la
mesa redonda, puesto que en realidad ante la verdad y realidad absoluta, vuelvo al
principio del todo donde solo le queda al final al individuo un... “solo sé que nada
se”... pero para tranquilidad del impaciente que ya hace gárgaras, aquí pueden
darse pasos del no-ser al ser...

Hegel y Kierkegaard desarrollaron bases conceptuales a temas existenciales del
espíritu, el yo, la conciencia, la existencia y la subjetividad. Entre Hegel y
Kierkegaard se podría sacar una conclusión al siglo XX, pero el nuevo siglo exige un
dinamismo aun más profundo, o más integral, o más continuo, que no acabe el
devenir al pasar de unpunto “A” a un punto “B”, sino que no exista ningún punto que
de comienzo a algo, ni tampoco un punto que experimente finales; si no que por el
contrario, como una buena pintura al óleo... colores se van compenetrando con
otros y estos entre otros nuevos, formando todo un universo de colorido con
movimientos espiraliados no-lineales como los que nos dan Hegel y Kierkegaard...
como si nos pusiéramos a contemplar una Galaxia en monitor plano gigante
conectado en directo a un telescopio mientras este escanea por colores en juego y
en la otra línea a un microscopio que hace lo mismo mientras observa en un
laboratorio los movimientos elípticos del mundo invisible del micro-cosmos.

La única forma de tocar el absoluto, es permaneciendo existente entre su devenir y
juntos experimentando la renovación y lo que esta deja al descubierto en sus
nuevos movimientos PALPITANTES desconocidos sin experimentar el temor,
porque este es: la ANTI-TESIS del AMOR. La única forma del ser finito en lograrlo,
es permitiéndose pasar a una etapa de transformación temporal ENCONTRANDO
el EQUILIBRIO entre las POLARIDADES, que le dén el boleto a ser UNO con la
subjetividad absoluta y experimentar la realidad de una libertad
absoluta totalmente diferente a la planteada por Kierkegaard que contiene
limitaciones a experimentar el absoluto por momentos dentro de solamente un
pensamiento idealista y especulante.

Quien soy para filosofar una lógica voluble, yo simple humano que me gusta
desnudar el mas pesado y serio pensamiento humano en realidades crudas sin
retoques ilusionistas, mientras vivo con un elemento critico que me observa
permanentemente, internamente, tajante y veraz a mis espaldas, que a cualquier
error que cometa me puede lanzar tan lejos como hacia una locura mental, a una
enfermedad crónica irreversible -o reversible con tiquete de arrepentimiento, a
enclaustramientos carcelarios o manicomiales del alma, a enemigos temporales o
permanentes deseándome lo peor, a accidentes de cualquier tipo, o a perderme en
las mas creíble sutil ilusión pasajera dentro del artefacto de deseos materialistas
conformistas que el sistema ofrece... Cualquiera de las anteriores o quien sabe que
otras mas... se me ofrecen como pago a errores conscientes o inconscientes con
objetivo final: la muerte... bajo cualquier circunstancia esquiva que se nos salga, y
nos cae encima como buitre a destruir el castillo de nuestras subjetividades finitas...
mi auto-conciencia dejaría de existir al mas mínimo desliz, ahora que me dio por
experimentar el paso del no-ser al ser...

El DEVENIR del LIBRE ALBEDRIO, la MORAL humana... la POLARIDAD, la
DENSIDAD mental...

Pero el devenir del siglo XXI ya salió del romántico concepto de estar
“permanentemente existiendo” en ese devenir existencial REPETITIVO en ciclos
evolutivos interminables y karmaticos, emergiendo hacia un pasajero devenir
efímero que –aquí entra otra confrontación de ideas, deja de experimentar la idea
ligada al concepto de que soy descendiente del mono y que mi alma de mono
vagaría por entre mis sucesores después de que la muerte tocara la armónica final...
pero en siglo XXI y de cara al Apocalipsis del SISTEMA de CAMBIO SOCIAL, la
idea INICIAL provendría de una PANSPERMIA DIRIGIDA que generaría cambios
MENTALES en las estructuras básicas humanas sociales de funcionamiento entre
las que hemos estado acostumbrándonos a VIVIR en los últimos 100 años, lidiando
el hombre con estructuras no solo mentales sino espirituales DIMENSIONALES con
ingredientes individuales de superación personal, haciendo que este individuo
nuevo SE CATAPULTE y rompa en automático la ley de Darwin y entre rápidamente
en el espiral del devenir multi-dimensional desde un universo propenso al cambio
MENTAL COLECTIVO de los EQUILIBRIOS y los AVANCES que la NUEVA
DENSIDAD le ofrezca, con fines de comportamiento subjetivo finito entre el
INFINITO cambiante, soltando esa contemplación teórica mental ANTIGUA, para
colocarse como ficha individual finita y con ingredientes incluidos de transformación
hacia el absoluto y por ende extinguiendo en lo venidero la teoría del finito al olvido y
como dicen... que si a uno algo se le olvida, no debe tener importancia, puesto que
lo olvidado, es algo enviado a la papelera de reciclaje mental.

Dejando de existir el “yo pienso” y el “yo contemplativo”, surgiría el “yo
transformado” o poderlo llamar un “yo me transformo” si es posible UNIDO a un
COLECTIVO GLOBAL teniendo en cuenta a los DEMÁS como INCLUIDOS en el
devenir de la nueva TRANSFORMACIÓN que se genera de este esfuerzo; dejando
en el otro siglo a Hegel y Kierkegaard deviniendo entre otras estructuras planas o
lineales, y no habría objetividad o subjetividad dando paso a experimentar una
relatividad MORONTIAL, de acuerdo a los progresos de transformación individual
superando un primitivo poder- ser, llegando a algo que estaría de acuerdo con
Kierkegaard en no ser solo un conocer ni un pensar, sino en estar íntimamente
ligado con toda la acción del actuar... haciendo de la muerte natural instrumento de
paso del no- ser al ser y no como etapa final sino como paso temporal de acción
hacia una transformación mas cercana hacia el absoluto, alcanzando el significativo
mas alto de libertad, eliminando, una vez esta alcanzado y superado al factor
tiempo y espacio, como vitales estructuras en la funcionalidad del individuo...
reconózcase aquí la existencia de diferentes niveles de libertad adjuntas a la
perspectiva del hombre dentro de sus conceptos de acuerdo a la información
recibida de los Estados donde reside. Solo la libertad absoluta es el Ser del hombre,
las otras quedan relegadas a pasos de su entendimiento entre lo cultural,
educacional y social, separando así al siglo XXI de Kierkegaard. O sea que existe
una libertad aun superior, si se desea, dentro de la opción de independencia de la
EXPERIENCIA HUMANA... escoger el camino hacia ella por entre la salida de un
no-ser finito a su voluntad y libertad, hacia la independientemente subjetividad
absoluta infinita de ESTE SER... el solo saberse existiendo dentro una libertad
infinita, debería de ser en el siglo XXI, un determinante a expresarse en vida,
dentro del finito, en forma continua y de mucho gozo –perdonad la expresión cálida:
dentro de un pensamiento lógico, calculador, claro y objetivo, pero que su única
dirección, o su camino, solo puede generar resultados cálidos cada vez que llego a
una conclusión observada y experimentada en este siglo XXI... solo así podría
eliminar enfermedades heredadas del siglo XX, llamadas desesperación, depresión,
ansiedad, o descontento, si el ser-yo sale de la tensión inyectada que produce el
pensamiento finitomanipulado y se sumerge dentro del infinito pensamiento de la
libertad absoluta, superando el temor a la muerte y al fracaso, creando un
movimiento del no-ser al ser-yo existencial.

La libertad absoluta dejaría de existir como necesidad a originar y pasaría a ser un
determinante básico en la estructura del divagar pensante que eliminaría de forma
tajante el desasosiego y la inseguridad mental, generando un concepto de libertad
absoluta dentro de un devenir real continuo y superior, lejano al concepto del siglo
XX, abriendo brechas de carácter dialéctico no-contradictorio del existir que hace
que el hombre termine en el conocimiento de su capacidad potencial existencial
esencial, muy lejano de un divagar en el pensamiento de Kierkegaard de siglo XX.

Adentrándonos en la dialéctica de la existencia humana, conllevando el grado ético
y el estético de la existencia, la libertad finita de experimentar el goce de sí mismo y
el mundo de la “libertad” finita dentro de las limitacioneséticas estéticas ante sí
mismo, ante el mundo y ante Dios... es en palabras cortas, la auto-conciencia de la
existencia a auto-limitaciones y auto-disciplinas, para vivir la libertad dentro de un
proceso hacia la libertad abierta y dentro de un proceso hacia la libertad absoluta.

Se tendrá que elegir ser libre... a diferencia de Kierkegaard; la nueva individualidad
del siglo XXI, exige esos elementos de auto suministro dentro de un concepto de
infinitud abstracto, superando e incorporando el concreto querer actuar presente, al
concepto de infinito devenir de la libertad.
Para superar los conceptos de la elección del hacer bien o hacer mal que
enseña la MORAL HUMANA, pasando a un concepto SUPERIOR de
ENCONTRAR el EQUILIBRIO o el BALANCE entre las POLARIDADES de lo que
es NEGATIVO o lo que tiene una energía POSITIVA... sin antojar al libertinaje a
entrar en acción, lo cual nos lleva a un acuerdo con Kierkegaard en cuanto al tocar
la libertad, se toca la determinación humana del individuo en su NUEVA voluntad, y
anexamos... la libertad es la verdad como evidencia de la diferencia ética sin
apartarse de la estética... entre elDISCERNIMIENTO.

De todos lados nos llegan nuevos voluntarios, y este nuevo visitante, es la verdad,
que viene a querer jugar con el concepto infinito y finito de libertad que tenemos
ahora...
Si el objetivo que fija la libertad es la verdad, llegamos al concepto que fija
Kierkegaard al decir que el contenido de la libertad, considerado el punto de vista
intelectual, es la verdad, y la verdad hace libre al hombre abandonando la misma
duda del siglo XX, de si el hombre del siglo XXI esta listo para abordarla, o si ya
esta en posesión de la condición de la libertad, o sea la verdad, si se es un
ingrediente activo del hombre de siglo XXI. El mismo hombre que educó el siglo XX
a correr detrás de ilusiones ficticias de carácter "realístico" materialistico que genera
un sistema moderno económico para mantener al individuo “distraído”
y funcionando como engranaje activo de una maquinaria de auto-consumo, donde
se dan las libertades para escoger con ese primitivo LIBRE ALBEDRÍO: se escogen
los alimentos, los juguetes, los pensamientos, las distracciones y los nublismos
determinantes de desviación a lo real como cualquier distractor orgánico e
inorgánico de consumo legal o ilegal. Los alimentos MANIPULADOS se escogen
con la libertad de consumir, sabiendo o sin saber el contenido de sus ingredientes
básicos, estos de todos modos existen y generan daños colaterales al enviar al
consumidor a visitar los centros médicos que genera el sistema de supuesta
sanación a los errores generados de una alimentación “científicamente” escogida
por conveniencias y así llegar a consumir elementos farmacéuticos recetados para
calmar dolencias pasajeras o permanentes con reacciones también colaterales que
llevarían a otras libertades de escogencia, haciendo del individuo un perfecto
elemento sostenedor de sistemas económicos... volviendo al ser del hombre en
un momento temporal del devenir del sistema... el individuo no es indispensable si
este se aleja de los formatos planteados para la obtención de beneficios
individualistas corporativos... el momento del hombre debería de ser perenne y
CAMBIANTE, no de carácter finito dentro del concepto de siglo XX que hemos
heredado; pero el hombre nuevo de siglo XXI, afortunadamente contiene
ingredientes diferentes de observación, lo que podrían generar un caos al
sistema o un cambio en la estructura de este sistema, un sistema moderno podría
incorporar el cambio que el individuo necesita a sus estructuras básicas
hacia lo infinito.

Es negativo para el hombre nuevo, en que un sistema siga generando sin control,
elementos de distracción para mantener al individuo ocupado y alejado del
pensamiento del “ser-yo-infinito-si-quiero”. Pero esto no todo es cuestión de
elección solamente, es cuestión de un despertar masivo del hombre actual, si
quiere sobrevivir su yo-existencial. Porque los proyectos del hombre del siglo XX
tenían un elemento de auto-destrucción incorporado individualmente o
masivamente en forma de caos y en la MAYORÍA de los casos, en bien de la
satisfacción finita en nombre de la propiedad de algunos en el poder del control de
la manipulación de efectos para alargar la idea de mundos finitos temporales y
terminales, aunque estos conceptos estén llenos de imágenes publicitarias e
ilusiones de gloria pasajeras que al mismo tiempo descansan junto a opuestas
imágenes urbanas reales o grafitiadas de escenarios opuestos a lo planteado en las
imágenes primarias publicitadas... el hombre debe dejar de ser libre por elección y
pasar a ser libre por nacimiento, pero en el concepto universal, no social global, y
por una libertad dirigida hacia lo absoluto. Es un concepto que HOY se aplicaría en
forma natural... si hace 100 años lo hubieran incorporado como ingrediente a la
industrialización económica, estaría todo DIFERENTE. Hoy por hoy en las culturas
industrializadas y en las emergentes, se usa el denominador masivo de
manipulación de información, de diversión, de distracción, de ordenamiento cultural
y social, para encajar a individuos en formas que sean de fácil manipulación al
momento de necesitar tomar decisiones globales entre el sistema social, sobre
directrices de conveniencia de Estado, basadas en esquemas y conceptos de
individuos líder sobre individuos que necesitan ser liderados. Pero cuando algunos
alpha no desean ser parte de un monopolio que va en contravía del ser-yo,
comienzan a surgir estados de agresividad subjetiva hacia el centro del ser finito
dentro de una atmósfera social, y se resquebraja el PARADIGMA ANTERIOR,
dandole comienzo a una NUEVA ERA llena de ideas y conceptos mucho MÁS
humanos e UNIVERSALES basados en el AMOR, Luz y Vida.
Es a veces complicado concebir la idea de una sociedad abierta a lógicas alphas
para el encuentro de una verdad dentro de una libertad que mantenga el resto de
una civilización sin enigmas invisibles de auto-destrucción de ningún tipo. El hombre
del siglo XX se acostumbro a vivir, sub-vivir, con-vivir y sobre-vivir abandonado a un
estadollamado por Kierkegaard “Unfreiheit”, que es una especie de estado de
dependencia a veces con síntomas de esclavitud consciente y permitida, con
ingredientes de falsedad y necesidad ligados a cárceles personales de condición
intelectual o mental... allí abandonado, a veces trata de reaccionar creando
conflictos al Estado, o trata de subir a la superficie del mar de “felicidad” pre-
fabricada a la que fue penetrado inconscientemente por escogencia o porherencia
como el gran CONSUMIDOR... su reacción al principio creó “outsiders”, unos
vivientes y apartados y otros en sub-mundos ocultos como el que antes llamaban
“El Cartucho”, la "Hoya", el "Getho", la "Fabella", la "Villa", etcetera... hoy los
mismos dirigentes, aquellos sin una visión social amplia integral y orgánica en el
siglo pasado, actúan hoy de forma diferente al flujo normal de un siglo XXI
penetrando épocas de cambios METAMÓRFICOS y todo a veces por aún lograr
objetivos de siglo XX anticuados y no-funcionales (o perecederos a corto tiempo),
lejanos de un devenir sano, dentro un devenir de tratar de mantener una imagen de
Estado poderoso o autosuficiente entre una comunidad global, como se ven en las
observaciones neutrales EXPUESTAS contra toda marea, que presenta el señor
Michael Moore en sus documentales de finales de siglo XX.

Es obvio, como dice Kierkegaard, que el hombre no piensa automáticamente en
libertad absoluta, en estos casos usa la palabra libertad para manipular objetivos
dentro de las masas... se nota una imposibilidad a que la simple libertad finita dentro
de la dialéctica del devenir, sea algo AÚN imposible de originarse mediante la propia
fuerza del hombre... al seguir este fácilmente efectos de ilusión por confort ofrecidos,
mientras los pocos “otros”, tienen que clasificar bajamente acciones en contra de
las masas para lograr sus objetivos y sostener el status-quo...

La condición del sub-hombre –sin importar el estatus social, y la condición
intelectual de su decisión reside fuera del dominio de sus disposiciones, no puede
determinar su voluntad mediante la razón para descubrir AUQNUE SEA el velo del
bien o del mal si ni siquiera experimenta un nivel bajo de libertad, y así separa en su
existencia: pensar y ser... según Kierkegaard el ingrediente humano es el enemigo
de si mismo, donde si el ser humano se entera del mas allá de la s “fronteras”, de
todos modos divaga en absoluta impotencia pues ese paso es el problema en la
contradicción del querer y el poder, por eso Kierkegaard plantea ese devenir, pues
el individuo aunque visualice el otro espacio desconocido, no lo puede tocar por
mas que quiera por culpa de su súper- vivencia finita limitada... si quiere tal vez ir
mas allá, no puede... muchas VECES, si alguien le muestra la "SALIDA", refuta la
existencia de ella al estar totalmente nublado dentro de los propios conceptos que lo
han alimentado durante las ultimas décadas en forma sutil y "agradable"; estos
conflictos enfrenta el ciudadano de siglo XXI, y debe plantearse las mismas
preguntas que planteó Kierkegaard:

- Es el hombre libre¿?
- Originalmente es dueño de su ser¿?
- Esta en su mano proporcionarse eternidad¿? - Es posible encontrar un camino a
sí mismo¿?
Hegel dice que sí a esta pregunta... el hombre es razón... pero entre los aceleres
tecnológicos de siglo XXI, si tendrá espacio el individuo, dentro de su devenir
ilusorio –para él MUY real, de encontrar un momento para formularse las mismas
preguntas¿?

 - Su razón se aleja de la razón absoluta¿?
 - Si tendrá libertad suficiente para encontrar su identidad, y así encontrarse
dentro del devenir
absoluto¿?
En un fundamento momentáneo eterno durante su finitud, será que el ser
humano siglo XXI, cobrara conciencia, o recordara aunque sea su esencia
de origen -DESDE DONDE PROVINO- para lo que él fue creado, antes de
comenzar todo esto¿?

 Son sus pensamientos lo suficientemente profundos para entrar o penetrar el
absoluto sin caer en errores de fanatismo religioso, o en su opuesto el
fanatismo tecnológico¿?
 Dicha auto-fundamentación reside en que el individuo posee en su razón el
ingrediente para regresar al pensamiento de lo absoluto en libre recuerdo y
libre decisión... la libertad esta todo el tiempo disponible en el éter de su
alma, pues al hombre le es inherente la verdad en si, solo tiene que darse
cuenta que puede existir, lo que Kierkegaard llama “presupuesto curioso”,
algo que Hegel ve como permanecer en si mismo para pensar que se es
libre, y estos HUMANOS... alcanzan a trascender sus "atados" como
hipótesis hasta las limitadas fronteras de Kierkegaard y Hegel, no
los pensamientos ABSOLUTOS, al dejar los experimentos intelectuales en
movimiento finito, alejados de un absoluto "imposible o lejano"... copia del
interno no-ser... no existe devenir, no hay un movimiento en espiral o en
ondas, es solo un circulo repetitivo que no sobrepasan o profundizan en sus
movimientos o libertades, y lo dejan como experimentos intelectuales en un
tal “Unfreiheit” del aislamiento interno del hombre... para ellos, solo el poder
extra- humano del hombre podría lograr objetivos del Ser y la VERDADERA
libertad.

Son retos del individuo de siglo XXI convertirse en más que extra-humano un tal vez
súper-individuo, o el SUPER-HOMBRE que visualizó Nietzsche; o se termina de
desintegrar lentamente entre su monotonía intelectual patética y engañosa... lo que
no le permitiría mas manipular su tiempo y espacio, puesto que dirigiría sus pasos
poco a poco a su total epopeya exterminadora como una raza y de un medio
ambiente que lo rodea, forzando al absoluto a tomar riendas para un cambio
eminente para salvar los pocos que están buscando la Libertad Absoluta entre el
Ser-Novo.

Mayo 3 2007, revisado Junio 12 2017

FIN