You are on page 1of 1

LA HISTORIA DEL RAYO LASER

Por Juan Sebastian Saucedo Aguilera

La primera vez que se mencionó la palabra laser fue en el siglo I por parte
del historiador Plinio. Hay registros que ya desde épocas antiguas, las
culturas como la egipcia usaban la luz del sol con fines terapéuticos.
En el siglo XVIII, se usó la luz artificial con fines terapéuticos por parte del
físico danés Niels Finsen al crear un dispositivo compuesto por cuarzo y
agua capaz de producir luz ultravioleta.

La emisión estimulada
El átomo está integrado por un núcleo,
formado por un conjunto de protones y
neutrones, y por una serie de electrones
emplazados a determinada distancia,
alrededor del núcleo. Electrones,
protones y neutrones son las tres
partículas básicas. Los electrones poseen
una masa muy pequeña y carga negativa.
Por su parte, protones y neutrones tienen
aproximadamente la misma masa, pero
mientras los primeros poseen carga
eléctrica positiva, los neutrones carecen
de carga. Los electrones del átomo, cuya
energía depende de su distancia al
núcleo, pueden encontrarse en estado
excitado —con una energía superior a la
normal— o en reposo. En el estado
excitado, el electrón almacena una
determinada proporción de energía. En
virtud del llamado proceso de absorción,
cuando un fotón —recordemos que las
ondas de luz también se denominan
fotones— choca con un electrón no
excitado, puede hacer que pase al estado
de excitado.
Si un fotón pasa al lado de un electrón
excitado, éste retorna al estado no
excitado a través de la emisión de un
fotón de luz igual al que pasó junto a él
inicialmente. Este proceso se conoce
como emisión estimulada y constituye el
fundamento del láser.

Albert Einstein propuso el
fundamento de “un proceso
de emisión estimulada” en
1916, época en la cual se estudiaban los electrones y sus
comportamientos. Gracias a este fundamento existe el
láser. La palabra laser significa “Amplificación de la luz
por emisión estimulada de radiación” por sus siglas en
ingles.
En el año de 1951, la primera propuesta conocida para
la amplificación de la emisión estimulada fue por parte
de la Unión Soviética presentada por V.A Fabrikant pero
esta patente se publicó hasta 1959. Este evento fue
parte de la primera parte de la carrera del láser. Tres
años más tarde, en 1954, los físicos Gordon, Townes y
Zeiger lograron construir en Columbia un modelo
experimental que amplificaba la radiación con una
emisión estimulada con longitud de onda dentro del
área de microondas del espectro electromagnético,
dándosele el nombre de MASER (amplificación de
microondas por emisión estimulada de radiación).
En 1960,
Theodore
H. Maiman
construyo
un láser a
partir de
rubí en un
laboratorio; abriendo paso así al desarrollo de varios
tipos de láser.
En los comienzos, se consideró que el material básico
para la emisión estimulada de luz debía ser un gas;
posteriormente comenzó a experimentarse con
cristales sintéticos de rubí.

En la actualidad, las investigaciones se dirigen hacia el
desarrollo del láser de rayos X; en este caso, la fuente de excitación no es la luz de un flash ni una
descarga eléctrica, como en los modelos anteriores, sino una explosión nuclear.



En 1961 Ali Javan creo el láser de
He-Ne.
En 1962 Bennett creo el láser de
Argón.
En 1964 se empezaron a usar en
la cirugía.
En 1977 Shafir usa el láser de CO2
en odontología.