Responsabilidades del supervisor de Monografías

Documento 2

Por Humberto Lara

El presente documento es una explicación de las responsabilidades que debe asumir un supervisor de
monografías en el Programa del Diploma. Por lo tanto: no es documento oficial de la Organización del
Bachillerato Internacional (OBI) y tiene carácter de uso interno del colegio.
“Es responsabilidad del supervisor:
Brindar al alumno consejos y orientación en cuanto a las habilidades necesarias para realizar una
Investigación. ” (1)
Es muy importante que el docente que guíe la investigación del alumno esté convenientemente
preparado, no solo por haber hecho una investigación previamente, sino para saber guiar, monitorear y
facilitar el proceso de construcción de la monografía.
Guiar: Esto implica dedicar tiempo con el alumno para conversar acerca de sus habilidades cognitivas
personales; sus inclinaciones profesionales futuras; sus aficiones; sus gustos en deportes y hobbies, etc.
Todo esto le dará al supervisor un marco referencial para poder desarrollar al máximo sus
potencialidades ya que conocerá sus fortalezas y debilidades que le permitirán llevarlo por el camino
correcto, evitando así frustraciones.
Monitorear: significa trabajar con el alumno el plan de investigación; establecer un cronograma de
trabajo y de reuniones; verificar el avance de la monografía de acuerdo con el plan; percibir futuras
dificultades y ayudar al alumno a superarlas.
Facilitar: significa ayudar al alumno para conseguir los recursos y fuentes necesarias para lograr el
objetivo de su monografía; orientarlo en la construcción del conocimiento y en el desarrollo de las
habilidades investigativas.
“Alentar y apoyar al alumno durante el proceso de investigación y redacción de la monografía.”
Los adolescentes son muy vulnerables a la frustración y no están acostumbrados al trabajo a largo plazo.
Por ello, el aliento que debe dar el supervisor en este aspecto es muy importante. Debe irse más allá de
la relación maestro-alumno, para convertirse en un verdadero soporte emocional del alumno. En una
investigación los fracasos son muy comunes y los estudiantes se desaniman muy rápidamente, lo que
puede ocasionarles una baja en el rendimiento académico, descuido en las tareas y ganas de dejarlo
todo, o lo que es más común, somatizarlo. Por eso hay que estar muy atentos y ser observadores de sus
conductas para poder detectar a tiempo el problema antes que sea demasiado tarde.
En cuanto a la redacción, debe ser producto única y exclusivamente del alumno, siendo muy importante
la lectura periódica una labor necesaria por parte del supervisor. Debe también convenir ciertos códigos
de corrección que no representen la modificación directa de los párrafos o sugerir términos que ellos no
manejen. Esto puede ser detectado muy fácilmente por los examinadores y puede considerarse una
conducta fraudulenta, perjudicando al alumno.

_________________________________________________________________________________
(1) Organización del Bachillerato Internacional. (2007). Guía de La Monografía. Programa del Diploma. Versión
en español del documento Extended Essay-Guide publicado en marzo de 2007. pp 8, 9.

1

“Discutir la elección del tema con el alumno y, en particular, ayudarlo a formular un problema de
investigación bien delimitado.”
La elección del tema es siempre un aspecto complicado durante la supervisión. Para ello, es importante
tener varias sesiones con el alumno para determinar cuál es realmente su interés en la asignatura, su
motivación para desarrollarla y si es que tiene claro el tema de su elección. Se sugiere realizar una
aproximación de forma circular concéntrica desde el círculo más externo que representa la asignatura,
hacia el círculo más interno, los subtemas del tema seleccionado. Esto permitirá determinar el enfoque
de la monografía así como delimitarlo adecuadamente.
Por otro lado, el supervisor deberá tener bien claro que el tema elegido debe contener información e
investigación dentro del ámbito de la asignatura y que no presente ambigüedades, es decir, que el tema
tenga aristas o puntos de vista que pertenezcan a otra asignatura. Por ejemplo, es muy común que una
monografía en Biología tenga que tocar aspectos de Química, pero que no lo haga exclusivamente en
ese aspecto. Otro ejemplo se presenta entre las asignaturas de Español e Historia, en donde una
monografía toque aspectos históricos involucrados en las obras estudiadas o comparadas y se quede
solamente en eso sin ver los aspectos literarios. Aquí también es imprescindible que el tema no sea de
un nivel muy elevado con respecto al nivel de comprensión del alumno o su desarrollo no se pueda
completar en las 4000 palabras disponibles. Asimismo, debe tenerse en cuenta que, el alumno debe dar
un aporte o contribución al tema y no sea exclusivamente un acopio o procesamiento de información. Si
bien, estas prácticas tienen un peso específico en la evaluación, se recomienda además que el alumno
demuestre, pruebe o compruebe algo, a su propio estilo lo que requiere de un cierto dominio del tema de
parte del alumno. Es preferible que el tema lo escoja el alumno de uno de las asignaturas del Diploma
que esté estudiando de lo contrario, su desconocimiento del tema, puede llevarlo al fracaso.
“Verificar que el problema de investigación elegido cumpla con las correspondientes normas
legales y éticas en cuanto a salud, seguridad, confidencialidad, derechos humanos, protección de
los animales y cuestiones ambientales.”
Los alumnos tienen muy poca experiencia en el trabajo de investigación y por ello sugieren desarrollar
temas muy imaginativos, fantasiosos o que pueden lidiar con las cuestiones éticas, morales,
ambientales, etc. Se sugiere a los docentes tener muy presente cuáles son estas normas legales, éticas
y morales. Muchas de ellas están determinadas por organizaciones internacionales como la ONU, pero
otras las determinan las instituciones locales e incluso los valores de la propia institución educativa. La
misión que nos corresponde entonces, es la informar al alumno sobre estas limitaciones y explicarle por
qué es importante respetarlas. Por ejemplo, en la guía de la Monografía (2) cuando se refiere a la
asignatura de Biología dice: “…Las investigaciones que se basan en experimentos que puedan infligir dolor o
causar estrés innecesario a organismos vivos no son adecuadas. Tampoco son adecuadas aquellas que puedan
afectar la salud (por ejemplo, el cultivo de microorganismos a temperatura corporal o una temperatura similar), o
las que impliquen el acceso a información médica confidencial o su divulgación. Algunos temas pueden ser
inadecuados por razones de seguridad. Deben evitarse los experimentos en los cuales los alumnos empleen
químicos tóxicos o peligrosos, sustancias cancerígenas o materiales radioactivos, a menos que se cuente con el
equipo de seguridad apropiado y la supervisión de una persona debidamente preparada…”. En la Guía de
(3)
Psicología,
en la parte correspondiente a la evaluación interna se mencionan las siguientes pautas
éticas que deben seguirse: “…• No será admisible ningún estudio experimental que provoque ansiedad, estrés,
_________________________________________________________________________________________
(2) Ibid, p.58
(3) Organización del Bachillerato Internacional. (2009).Guía de Psicología. Primeros exámenes 2011. p.42.

2

dolor o malestar a algún participante. Deberán evitarse los estudios experimentales que impliquen engaño no
justificado, participación involuntaria o violación de la intimidad, así como el uso inapropiado de tecnología
informática y de la comunicación, correo electrónico o Internet. Puede haber ocasiones excepcionales en que estas
infracciones sean inevitables. (…) Todos los participantes en el estudio deberán ser informados de los objetivos de
la investigación y de los resultados de la misma. No se deben utilizar niños pequeños como participantes. Para los
estudios experimentales en los que intervengan niños, es necesario contar con el consentimiento de los padres o
tutores. Los alumnos deben asegurarse de que los padres estén bien informados de las implicaciones que conlleva
la participación de los niños en la investigación. Cuando se lleve a cabo un estudio experimental con niños en un
colegio, deberá contarse también con el consentimiento escrito de los profesores implicados. (…) Los profesores y
los alumnos deberán demostrar la máxima sensibilidad frente a las culturas tanto locales como internacionales. Los
alumnos deberán evitar involucrar en su investigación a adultos cuyo estado mental no sea el adecuado y no les
permita responder de forma libre e independiente. Si alguno de los participantes da muestras de estrés o dolor en
algún momento del estudio experimental, se deberá poner fin a la investigación inmediatamente, y el participante
tendrá derecho a abandonar la misma. • No se utilizarán animales en los estudios experimentales. Todos los datos
recopilados deberán ser tratados con absoluta confidencialidad y responsablemente, y no podrán revelarse a
terceras personas. Los alumnos deben considerar su obligación el supervisar cómo llevan a cabo la investigación
sus compañeros, así como instar a que se revise públicamente cualquier investigación que no respete estas pautas
éticas. (…) Los estudios experimentales que se realicen en línea, utilizando tecnología informática, también deberán
respetar estas pautas éticas. Cualquier información obtenida en línea deberá eliminarse una vez concluida la
investigación. Dicha información no podrá utilizarse para otros fines que no sean la realización del estudio
experimental…”. Hay que señalar que tampoco debe permitirse cualquier referencia de tipo discriminatorio
ya sea por sexo, raza, política o credo.
“Conocer los requisitos y los criterios de evaluación para la Monografía, y proporcionar a los
alumnos copias de ambos.”
La evaluación de la Monografía se basa en once criterios desde la A hasta la K y cada uno evalúa un
aspecto de la misma. Los descriptores de la guía son muy claros y deben ser de conocimiento de los
alumnos y no solo darles una copia (pp. 25-31) de los mismos sino que leerlos conjuntamente con el
alumno para que le queden totalmente claros y evitar de esta manera errores u omisiones.
Conjuntamente con estos criterios debe darse también una copia de los criterios específicos ( p.34 ss)
para cada asignatura y leerlos detenidamente, ya que en ellos se especifica con detalle, lo que pretende
la Monografía en cada una de las asignaturas. En ocasiones los padres de los alumnos se involucran
más que el alumno en la monografía y las llevan a ser revisadas por especialistas de universidades y/o
institutos quienes pueden dar opiniones tomando en cuenta sus propios puntos de vista. En esos casos
es importante mencionar a los padres de familia, que si bien es cierto se trata de una investigación
formal, la Monografía tiene sus propias particularidades y será evaluada de acuerdo a los criterios
propios y no con los criterios de las universidades o institutos. No pretende ser una tesis universitaria,
sino simplemente una investigación formal y personal de cada alumno y que va de acuerdo con su nivel
etario.
“Leer y comentar solamente el primer borrador de la monografía (pero no editar el borrador)”
Es aconsejable que el alumno redacte borradores de su investigación y los presente en las fechas
pactadas para ser leídas y comentadas por el supervisor. Debe evitarse hacer correcciones en papel,
modificar párrafos o editarlos, ya que es trabajo del alumno. Este debe ser capaz de darse cuenta de sus
fallas y buscar enmendarlas, tanto desde el punto de vista ortográfica, científica o de argumentación. Sí

3

es podestá del supervisor hacer ver estas fallas e indicarlas verbalmente para que puedan ser
enmendadas y no repetirlas en la versión final.
“Supervisar el progreso del trabajo para brindar orientación y corroborar que la monografía sea
obra del propio alumno; y leer la versión final para confirmar su autoría original.”
Un supervisor no debe aceptar un alumno presentar su monografía si no ha revisado al menos un
borrador de la misma, ya que esto puede ser indicio que el alumno no trabajó dicha investigación y que
fue producto de algún plagio. La mejor manera de evitar esto es seguir periódicamente, y mediante
reuniones establecidas si es posible con fecha y firma del alumno, el avance de la monografía.
Es función del coordinador del programa y de los profesores en general que el alumno esté enterado y
tenga en su poder un ejemplar del documento: Probidad Académica (4) en donde se detallan las
conductas fraudulentas y sus sanciones, se especifica lo siguiente: “…1.4 Un trabajo original es aquel que
está basado en las ideas propias del alumno y en el que se menciona debidamente la autoría de las ideas y el
trabajo de otros. Por lo tanto, en todos los trabajos (ya sean escritos u orales) que un alumno realice para la
evaluación deben haberse empleado enteramente el lenguaje y las expresiones originales de ese alumno. Cuando se
utilicen otras fuentes o se haga referencia a ellas, ya sea con una cita directa o empleando una paráfrasis, dichas
fuentes deberán citarse de manera adecuada.
1.5 Aunque el reglamento define claramente el plagio como la presentación de las ideas o el trabajo de otra
persona como las ideas o el trabajo propios, esta definición por sí sola no proporciona a los alumnos la
información u orientación suficientes sobre lo que constituye plagio y cómo evitarlo.
Los alumnos deben recibir orientación sobre cuándo y cómo citar las fuentes en sus trabajos. De igual manera, se
les debe enseñar cómo parafrasear para que no se limiten a copiar un pasaje, cambiando algunas palabras por
otras, y consideren que el resultado es trabajo propio. Cuando citen las palabras de otras personas, los alumnos
deben acostumbrarse a utilizar comillas, sangrado o cualquier otra forma aceptada de indicar que un enunciado no
es suyo propio. Además, la fuente debe aparecer claramente indicada junto a la cita o el texto parafraseado, y no
exclusivamente en la bibliografía. Utilizar las palabras y las ideas de otra persona para fundamentar los
argumentos propios es una práctica esencial en todo trabajo intelectual, y cómo integrarlas a las palabras e ideas
propias es una habilidad importante que debe enseñarse a los alumnos. (…)”.
El documento antes mencionado, hace reiteradas advertencias sobre lo que se considera “conducta
fraudulenta” y que es practicada por los alumnos, más que por intención de cometer la falta, mayormente
por desconocimiento o porque nuestro medio no sanciona dichos actos. Algunos párrafos interesantes se
presentan a continuación: “…2.1 El reglamento define la “conducta fraudulenta” como toda actuación de un
alumno de la que éste u otro alumno salga o pueda salir beneficiado injustamente en uno o más componentes de la
evaluación. Los casos contemplados como conducta fraudulenta son los siguientes:
• plagio: entendido como la presentación de las ideas o el trabajo de otra persona como las ideas o el trabajo
propios.
• colusión: entendida como el comportamiento de un alumno que contribuye a la conducta fraudulenta de otro, al
permitirle que copie su trabajo o lo entregue como si fuese propio.
• doble uso de un trabajo: entendido como la presentación de un mismo trabajo para distintos componentes de
evaluación o requisitos del Programa del Diploma.
• cualquier otra actuación que permita a un alumno salir beneficiado injustamente, o que tenga consecuencias
sobre los resultados de otro alumno (por ejemplo, introducir material no autorizado en el aula de examen, conducta
_____________________________________________________________________________________________
(4) Organización del Bachillerato Internacional. (2007). Probidad Académica. Versión en español del
documento publicado en septiembre de 2007 con el título Academic honesty. pp. 2-4.

4

indebida durante un examen, falsificar documentación relacionada con CAS).
2.2 Muchos alumnos creen que porque Internet es de dominio público y, en su mayor parte, no está sujeta a ningún
control pueden utilizar la información encontrada en sitios web sin necesidad de citar su procedencia. Los alumnos
deben anotar la dirección de todos los sitios web de los que obtengan información durante su investigación y la
fecha en la que accedieron a cada sitio web. A este propósito, la dirección de un sitio web es su URL (localizador
uniforme, o universal, de recursos). No es aceptable indicar solamente qué motor de búsqueda se utilizó para
localizar la página. Lo mismo se aplica a los mapas, fotografías, ilustraciones, datos, gráficas, etc. que se copien de
Internet. Por ejemplo, copiar y pegar una gráfica de un sitio web sin citar la fuente constituye plagio. Los CDROM, los DVD, los mensajes de correo electrónico y cualquier otro medio electrónico deben tratarse de la misma
forma que Internet, los libros y las publicaciones periódicas.
2.3 El problema del plagio no afecta únicamente a los grupos del 1 al 5 del Programa del Diploma. En general,
copiar trabajos artísticos, ya sea del ámbito de la música, el cine, la danza, las artes teatrales o las artes visuales,
también constituye plagio. Hay circunstancias en las que resulta aceptable utilizar de forma creativa parte del
trabajo de otro artista, pero siempre debe citarse la fuente del trabajo original. Los alumnos deben entender que
presentar el trabajo de otra persona como el suyo propio es inaceptable y constituye un caso de conducta
fraudulenta.
2.4 Al copiar texto, los alumnos no siempre presentan deliberadamente las ideas o el trabajo de otra persona como
los suyos propios. De hecho, la experiencia ha demostrado a los miembros del Comité de la evaluación final que
muchos alumnos no saben cuándo o cómo citar las fuentes. En ocasiones los alumnos copian una o dos frases de un
libro, una publicación periódica o un sitio web sin indicar que se trata de una cita, pero mencionan la fuente en una
nota a pie de página o en la bibliografía. Aunque cada caso debe juzgarse individualmente, por lo general tales
acciones sólo se deben a una negligencia o falta de conocimiento por parte del alumno y no justifican una
acusación de conducta fraudulenta. Estos casos pueden ser tratados como “infracciones académicas” y no como
“conducta fraudulenta” (…).
2.5 En la mayoría de los componentes de evaluación se espera que los alumnos trabajen de forma independiente,
con el asesoramiento del profesor de la asignatura (o de su supervisor en el caso de la Monografía). Sin embargo,
hay ocasiones en las que se les permite colaborar con otros alumnos e incluso se les anima a ello, por ejemplo, en
el caso de los trabajos de la evaluación interna. En cualquier caso, la versión final del trabajo debe prepararse
individualmente, aunque se base en datos similares a los de otros alumnos. Esto significa que todas y cada una de
las partes en que se estructura un trabajo (sea el resumen, la introducción, la parte principal o la conclusión o
síntesis) debe escribirlas el alumno con sus propias palabras y, por tanto, no pueden ser iguales a las de otro
alumno. Si, por ejemplo, dos o más alumnos presentan exactamente la misma introducción en sus trabajos, el
Comité de la evaluación final interpretará esto como colusión y no como colaboración. Es esencial que tanto los
profesores como los alumnos sean conscientes de la diferencia entre colusión y colaboración. Los profesores deben
prestar especial atención a esta distinción para evitar que se acuse de colusión a sus alumnos.
2.6 La presentación del mismo trabajo para distintos componentes de evaluación o requisitos del Programa del
Diploma constituye lo que se conoce como doble uso de un trabajo y se considera conducta fraudulenta. Si, por
ejemplo, un alumno entrega el mismo trabajo o un trabajo muy similar para la evaluación interna de Historia y
para una monografía de Historia, se considerará conducta fraudulenta. Sin embargo, es totalmente aceptable que
un alumno estudie un aspecto de un tema para la evaluación interna y otro aspecto del mismo tema para la
monografía…”

5

“Enviar a IBCA la calificación prevista para la monografía del alumno.”
Las calificaciones previstas se envían en letras desde la A hasta la E y que hasta el momento provienen
de las bandas de calificación después de cada convocatoria. Se recomienda que el supervisor evalúe la
monografía de acuerdo con los criterios para luego aplicar la banda y así obtener la valoración correcta.
Cada criterio presenta los siguientes puntajes:
Criterio A: Formulación del problema (0-2 puntos)
Criterio B: Introducción (0-2 puntos)
Criterio C: Investigación (0-4 puntos)
Criterio D: Conocimiento y comprensión del tema (0-4 puntos)
Criterio E: Argumento razonado (0-4 puntos)
Criterio F: Aplicación de habilidades apropiadas por asignatura (0-4 puntos)
Criterio G: Uso del lenguaje apropiado para la asignatura (0-4 puntos)
Criterio H: Conclusión (0-2 puntos)
Criterio I : Presentación formal (0-4 puntos)
Criterio J : Resumen (0-2 puntos)
Criterio K : Valoración global (0-4 puntos)
Todo esto hace un total de 36 puntos. El puntaje alcanzado por el alumno en la valoración luego es
convertido a través de la siguiente banda:
Calificación
E
D
C
B
A

Puntaje obtenido
0– 8
9 – 16
17 – 24
25 – 29
30 – 36

Valoración
Trabajo elemental
Trabajo mediocre
Trabajo satisfactorio
Trabajo bueno
Trabajo excelente

Hay que recordar que la monografía por sí sola no otorga tres puntos en el Diploma sino que lo hace
conjuntamente con Teoría del Conocimiento y está plasmado en la matriz para adjudicación de puntos
que se encuentra en la Guía de La Monografía (5). Un párrafo a destacar sobre este mismo tema es el
siguiente: “… A partir de 2010, si un alumno obtiene una calificación E en cualquiera de los requisitos Teoría del
Conocimiento o la Monografía, necesitará un total de 28 puntos para que se le conceda el diploma. Como hasta
ahora, una calificación A en uno de los requisitos otorga un punto adicional al alumno, incluso si obtiene una
calificación E en el otro requisito. La obtención de una calificación E tanto en la Monografía como en Teoría del
Conocimiento sigue siendo una condición excluyente para la concesión del diploma…”.
“Completar el informe del supervisor.”
Las monografías de los alumnos van acompañadas de una portada que se envían conjuntamente con
toda la papelería para los exámenes. En la carátula se llenan los datos del alumno y el título de la
investigación así como la firma del alumno. Si la portada no está firmada por el alumno, la monografía no
será evaluada y se devolverá al colegio. En la parte posterior de la carátula hay un espacio reservado
para que el supervisor coloque su informe, el cual, debe estar basado en una entrevista de unos 15
minutos y cuyos objetivos se explican en la Guía de La Monografía (2007):
“…Los propósitos de la entrevista final son los siguientes:
_________________________________________________________________________________________
(5) Ibid, p.24

6

· verificar que no haya existido plagio o conducta fraudulenta en general.
· ofrecer la oportunidad de reflexionar sobre los logros y las dificultades del proceso de investigación.
· favorecer la reflexión sobre lo que se ha aprendido.
· servir de ayuda al supervisor para redactar el informe.
Debe durar entre 10 y 15 minutos, incluidos en el tiempo total que se recomienda que el supervisor
dedique a cada alumno…”
Luego de este espacio se indican el número de horas que se dedicó a la supervisión del trabajo, pero de
eso hablaremos en el siguiente punto.
Básicamente este informe, no debe contener información que se pueda desprender de la lectura de la
monografía sino que refleje aspectos que el examinador debería conocer para dar una mejor valoración
al trabajo. Por ejemplo, se debe comentar cómo surgió la idea en el alumno, cuáles fueron sus intereses,
qué dificultades tuvo para iniciar la investigación o para encontrar fuentes, materiales, reactivos, etc.;
indicar el manejo que hizo el alumno de las fuentes, de la información consultada; asimismo indicar
cuáles fueron las fortalezas del alumno durante el proceso, cómo llegó a superar las dificultades y los
problemas; si visitó o hizo estudios en otros lugares distintos a la bibliografía, como laboratorios, museos,
aulas universitarias, o a través de entrevistas, etc.; cuál fue el aporte sustantivo que hizo el alumno y
cómo le sirvió para enriquecer su aprendizaje, entre otras.
Recordemos que este informe debe servir para “ayudar” al alumno, por lo que no es recomendable
indicar aspectos negativos, tales como: “no asistió a las sesiones”, “estuve que estar detrás y detrás para
que me entregara sus borradores”, “la investigación es pobre puesto que las fuentes consultadas no
fueron las recomendadas”, etc. El hecho de realizar este tipo de investigaciones debe ser motivo de
orgullo y satisfacción para los alumnos.
“Ofrecer en el informe una explicación para los casos en que el número de horas dedicadas a la
discusión de la monografía con el alumno sea cero, indicando cómo se ha podido garantizar la
autoría original del trabajo en tales circunstancias.”
Este aspecto, del número de horas para la supervisión, ha sido siempre un tema polémico. Se
recomienda que como máximo se dedique no más de cinco horas para la supervisión, incluidos los
quince minutos de la entrevista final. Hay que entender que este número indicado es el número efectivo
de horas que el docente dedicó a discutir con el alumno la realización de la monografía, la revisión de
borradores y la versión final. No se consideran aquellos momentos en los cuales el maestro pueda
apoyar en: la preparación y supervisión de un experimento, acompañamiento a un centro de
investigación, conversaciones informales sobre el tema escogido, etc. Sin embargo, si no ha habido
ninguna reunión o discusión, el docente no puede “a su leal saber y entender” si la monografía es trabajo
del alumno o no. Hay que cuidar mucho estas circunstancias que pueden hacer que el alumno pierda el
diploma.
También hay que evitar la tentación por parte del docente de estar presente en todo momento con el
alumno durante el proceso, o de entregarle toda la información “masticada” a su supervisado con el fin
de ganar tiempo. Recordemos que una de las finalidades de la monografía es que el alumno plasme todo
lo aprendido en los dos años en un producto final propio. Esta recomendación también debe recaer en
aquellos padres que, más emocionados que los propios hijos, cargan bajo sus hombros todo el peso de
la búsqueda de información, compra de materiales, hasta incluso, la redacción o tipeado de la misma. Es

7

como dice el dicho: “Ni tanto que queme al santo, ni tan poco que no lo alumbre”. Otra recomendación
(6)
importante que hace la Guía de la Monografía es la siguiente: “…El alumno puede trabajar con personas
externas al colegio o consultar con ellas, pero es responsabilidad del supervisor dentro del colegio cumplir con
todos los requisitos indicados anteriormente...”. Nos dice claramente que el único que puede firmar el
informe y la portada de la monografía es un profesor del colegio y éste a su vez no puede delegar esta
función a terceros.
En caso de sospechar conducta fraudulenta la Guía (7) nos recomienda: “…Redactar un informe y
entregarlo al coordinador del Programa del Diploma si se sospecha que ha existido conducta fraudulenta (por
ejemplo, plagio) en la versión final…”
Este documento debe leerse conjuntamente con la Guía de Monografía en su totalidad para poder
comprender todos los aspectos que aquí se mencionan. La última recomendación que se puede dar al
maestro es que una buena supervisión lleva a un buen resultado en la monografía. De nuestra guía
dependerá que el alumno cumpla con todos los requisitos de forma y de fondo que se exigen.

(6) Ibid, p.9
(7) Ibid, p.8

8