LA

PROSPEC
TIVA

INDICE:
INTRODUCCION: Marco Histórico
Y Marco Teórico

CAPITULO 1: Prospectiva
1.1 Definición
1.2 Metodologías

CAPITULO 2:
2.1 Hipótesis del futuro

CAPITULO 3:
3.1 Diseño del Futuro

CAPITULO 4:
4.1 Proyecto de Aplicación Practica

- OBSERVACION
- CONCLUSION
- RECOMENDACIONES
- GLOSARIO

- BIBLIOGRAFIA
- WEBGRAFIA
- ANEXOS

1.
RODUCCION:

INT

Entre los muchos enigmas que han
acompañado a la humanidad, se encuentra la
pregunta que interroga por el futuro: ¿Qué
sucederá mañana? ¿Qué nos depara el
devenir de los acontecimientos?
¿Sobreviviremos como especie? ¿Cuál es el
panorama que espera a nuestra
descendencia? ¿Estamos trabajando en el
rumbo debido? Y las actitudes o intentos de
respuesta son como la humanidad misma,
diversas y también adversas entre sí. En
algunos se trata de un tema tabú, porque
oculta el miedo a enterarse de las posibles
catástrofes que puedan sobrevenir tanto
desde la naturaleza como producto de las
propias empresas humanas.
Si, al revés, miramos hacia atrás, hacia
nuestra propia historia, encontraremos
culturas, hombres y mujeres, quienes a través
de diferentes manifestaciones se atrevieron a
mirar hacia adelante en el tiempo y
atravesaron continentes, desarrollaron
herramientas, forjaron inventos, crearon arte,
tecnología, ciencia: egipcios, griegos, mayas,
la cultura del Renacimiento, Colón, Leonardo,

Miguel Angel, Durero, Il Bosco, Galileo,
Copérnico, Bach, Edison, Verne, Ford, Einstein,
Dalí, Stockhausen, Kubrick, entre muchos
otros que forman parte de la galería de
creadores de nuevos mundos, donde se va
forjando la cultura constructiva del ser
humano, acción que en este contexto
podemos distinguir como el polo positivo de
nuestra mirada hacia el futuro desde nuestra
constitución humana interior. Es en este

ámbito de pensamiento y de acción
constructiva que surge la Prospectiva, como
una mirada hacia el futuro que no se conforma
solo con conocer el cuadro de los posibles
acontecimientos que se avecinan, sino que,
acto seguido, se propone influir positivamente
en él. En esto estriba su diferencia cualitativa
respecto de las predicciones que nos
entregaba la futurología, pues la Prospectiva
pone especial énfasis, al grado máximo
posible, en que nos podamos aproximar, en la
práctica, a aquello que entendemos como
positivo, benéfico y edificante para la
humanidad hacia el mañana. Se trata de una
tarea que trasciende a cada individuo y a cada
especialidad del saber, que demanda un
trabajo interdisciplinario cuya visión se
acerque al máximo a aquello que podamos
considerar como lo más ampliamente objetivo
y constructivo para nuestra sociedad. Es la
aventura que desarrollaremos en las páginas
siguientes, donde conoceremos qué es la

Prospectiva, cómo nace, cuáles son sus
metodologías de trabajo, qué nos anticipa hoy
hacia el futuro a modo de hipótesis, cuál es el
diseño que desde ahí surge para, finalmente,
proponerla como disciplina que se funde y
desarrolle en Perú , con el objetivo central de
participar, como país, en la apasionante
empresa de diseñar y crear el futuro en
nuestras actividades clave, orientando, así,
nuestros emprendimientos y proyectos con
una mirada elevada, profunda y práctica hacia
el porvenir.

1.1 MARCO HISTORICO:
-Es de origen europeo, la Prospectiva surgió
a Francia durante la segunda guerra
mundial y en la posterior etapa de
recuperación económica en la que la
Planificación fue practicada por el gobierno
francés.
Fue inicialmente un ejercicio de liberación y
de imaginación en unas condiciones,
creadas por el nazismo, en las que los
intelectuales y los hombres reflexionaban.
En el terreno de las ideas y los conceptos
se relacionó con el existencialismo y otras
corrientes filosóficas de la época

1.2 MARCO TEORICO:
El objetivo central de esta investigación es
promover el conocimiento de la
Prospectiva como disciplina de
pensamiento y de proyección de futuro, en
cuanto factor clave para el desarrollo de
una organización, empresa, institución,
región o país, mediante la aplicación de un
sistema interdisciplinario de diagnóstico
del presente y de proyección hacia el
futuro formulado en el contexto actual de
la globalización y mediante instrumentos
tecnológicos actuales. Su objetivo amplio
es hacernos partícipes de este debate, del
diseño,
planeación y construcción de nuestro
propio porvenir. Su objetivo específico es
implementar en
Perú la Prospectiva como metodología de
investigación y de diseño de futuro. Y, por
consiguiente, promoverla en el conjunto
de países que aún no la han aplicado. Así
también, convocar a este debate a
aquellos países y organizaciones que nos
puedan proporcionar su experiencia,
algunos de ya décadas de aplicación y que
reviste para nosotros la mayor
importancia en cuanto reporte de práctica
de esta experiencia.

CAPITULO 1

PROSPECTIVA
1.1 Definición:
El concepto de prospectiva proviene
originalmente del vocablo latino prospicere,
esto es, mirar a lo lejos, mirar hacia el
porvenir, poseer una visión anticipatoria del
futuro con el fin de alzar un plan de trabajo.
Concepto aplicado inicialmente en la
agricultura y en la minería, donde
prospectar consiste en tasar un terreno y
calcular el monto de inversión unido al
tiempo que implicará proyectar la
construcción y explotación ya sea de un
campo, de una mina o de algún otro
proyecto productivo. Concepto que se
aplicará, después, en todas aquellas
actividades productivas que demanden de la
configuración de un plan a largo plazo. El
concepto trae desde ya implícito, como
vemos, dos operaciones: el pronóstico y la
formulación de un plan

correspondiente a dicho cálculo
probabilístico. En la presente tesis se
definirá el concepto de prospectiva como
hipótesis y diseño del futuro aplicable tanto
a un proyecto universal o amplio, así como a
un proyecto de país, empresa o institución
determinada. Hipótesis, ya que surge en un
marco de probabilidades donde se aplica el
método científico, luego de formular un
problema necesario de resolver (que, en
este caso, plantea la pregunta ¿qué ocurrirá

en el futuro?). Y Diseño, porque
entenderemos aquí este concepto como el
proceso que conjugará el plan de acciones a
trazar desde la hipótesis y que contiene, en
su fase operativa, la experimentación que
demanda todo método científico, vale decir,
el conjunto de exploraciones e innovaciones
que demandará el señalado planeamiento
del futuro. De esta forma, el concepto de
Prospectiva se diferencia de otras acciones
anticipatorias que es necesario enunciar
aquí. En primer lugar, se distingue de un
mero pronóstico ya que éste se limita a
formular una hipótesis o cálculo de un
fenómeno futuro en un determinado plazo
de tiempo, sin entregar sugerencia,
indicación ni, menos, plan alguno a
desarrollar. Así surge, a mediados del Siglo
XX, la futurología, la cual incorporó, en
relación al pronóstico, nuevas variables
especialmente relacionadas con el desarrollo
de la tecnología - más sin proporcionar,
tampoco, plan ni diseño de especie alguna.
Y, en tercer lugar, hemos de diferenciarla,
así mismo, de la profecía, la que surge
desde una visión del futuro proveniente de
una revelación sobrenatural

transmitida mediante símbolos que se
traducen e interpretan en ámbitos como la
escatología y la teología. Tampoco la
profecía lleva implícito plan alguno a
ejecutarse ni menos un diseño de acción
que corresponda a la revelación acaecida.
Acorde a lo anteriormente señalado, la
Prospectiva se definirá como una visión,
como un escenario probable o hipótesis del
futuro a la que sucederá un plan o diseño de
acciones a llevarse a cabo con el objeto de
influir positivamente en el tiempo venidero.
Así, Jordi Serra (2006) define a la
Prospectiva como “La ciencia que estudia el
futuro para comprenderlo y poder fluir en él,
ciencia que se mueve entre la necesidad de
predecir lo que puede ocurrir y el deseo de
inventar el mejor futuro posible. Porque,
aunque el devenir no puede predecirse con
exactitud, sí podemos elegir nuestro
mañana preferido”. Y Gastón Berger,
fundador de la Prospectiva (1958) señala:
“La prospectiva no trata solo de prever sino
de ubicarse en el mañana para actuar hoy.
No se trata de adivinar, si no de realizar un
esfuerzo del pensamiento para ponerse
delante del tiempo y retornar para ver lo
que conviene hacer hoy. ¿Por qué investigar
el futuro? Siempre construimos el futuro. Se
puede y se debe investigar el futuro como el
dominio de la libertad, no como el dominio
de la fatalidad que se queda sujeta al libre
juego de las fuerzas de la naturaleza”.

1.2. Génesis y desarrollo de la
Prospectiva
La génesis histórica de la Prospectiva, se
remonta a 1957, cuando Gastón Berger filósofo senegalés radicado en París,
introductor de la fenomenología de
Husserl en Francia - funda el Centro
Internacional de Prospectiva y luego
publica, en 1958, la Revue de
Prospective en la que se formulará su
definición y objetivos de esta disciplina
del pensamiento y donde aparecerán los
trabajos de la llamada primera escuela
de prospectiva con pensadores como
Bertrand de Jouvenel y André Clement
Decouflé, conocido como el sociólogo de
la previsión . Las razones de su
fundación respondieron a la necesidad
de reconstruir el país, destruido a causa
de la Segunda Guerra Mundial, con
miras a su desarrollo económico, social y
cultural. Pronto, países como Japón
procedieron a diseñar planes integrales
a largo plazo basados en la Prospectiva,
cuyos logros hemos podido apreciar
desde hace ya un par de décadas. Para
estos efectos, Japón fundó la Agencia
Nacional de Ciencia y Tecnología. Se
suman: Estados Unidos (Corporación
Rand, World Future Society,
Universidades de Houston y de Hawaii,
MIT, NASA, entre otros organismos ) ,
Alemania (Centro Internacional de
Prospectiva y Altos Estudios de
Hamburgo y el Centro de Tecnologías del
Futuro de Düsseldorf), Francia

(Laboratorio de Investigación en
Prospectiva, Estrategia y Organización,
LIPSOR, donde, desde hace diez años, se
imparte la cátedra y el Doctorado de
Prospectiva Estratégica dirigido por

Michel Godet), Australia (Foresight
Institute), España (Observatorio de
Prospectiva Tecnológica Industrial,
OPTI ), Italia (Club de Roma), Reino
Unido (UK Foresight Programme),
Holanda ( Comité Directivo de
Prospectiva del Ministerio de Educación,
Cultura y Ciencia), además de Finlandia,
Hungría, Dinamarca, entre los países
que ya cuentan con una trayectoria
institucional y empresarial en los cuales
se aplica sistemáticamente la
Prospectiva como instrumento de
planificación estratégica. En
un Seminario reciente (2001), sobre el
Presente y Futuro de la Dirección
Empresarial en el Perú se señala que es
imprescindible conocer hacia dónde van
los cambios y se recomienda estar "bien
entrenados para que no se transforme la
urgencia del cambio en úlceras sino en
mentes entrenadas y debidamente
encauzadas hacia el manejo de los
hechos, y por supuesto, cada día más
hábiles. Solo así las organizaciones
podrán aportar al futuro". Las tres
características (conocimiento, globalidad
y velocidad) se combinan con cuatro

medios (Tecnología de información,
Comunicaciones, Multiculturalidad e
Idioma extranjero) y dan base a la
configuración de los escenarios futuros
de los negocios.
En el campo de la acción pública, el
balance todavía es deficiente, luego de
la desactivación de la función pública de
planeamiento durante la década pasada,
en años recientes se está
promoviendo la elaboración de planes
estratégicos en distintas instancias del
gobierno local y nacional, sin embargo,
siguen prevaleciendo metodologías de
elaboración centradas en la auto
identificación de la demanda y con
sesgos por enfoques sectoriales. En el
campo de la planificación regional son
escasos los desarrollos, siendo
importante resaltar la actuación del MEF
(Ministerio de Economía y Finanzas) que
viene promoviendo la elaboración de
planes concertados departamentales,
como un mecanismo de control del
gasto público.

1.3. Metodologías aplicadas en la
proyección prospectiva
En la Prospectiva se emplea un conjunto
de metodologías de pronóstico y de
diseño, todas caracterizadas por llevarse
a cabo por un equipo interdisciplinario

de expertos en aquellas áreas que se ha
considerado imprescindibles para la
elaboración de un informe prospectivo.
En todas estas metodologías se elabora
una proyección y diseño en un tiempo
determinado hacia el futuro ya sea a
cinco, diez, veinte, treinta y hasta
cincuenta años, periodo de proyección
denominado con el concepto de
horizonte. A continuación, describiré las
principales metodologías ejercidas en la
práctica prospectiva:

1.3.1. Método Delphi: Es el método más
empleado en la Prospectiva. Nace en
1950, creado por Herman Kahn, de la
Rand Corporation, por encargo de la
Fuerza Aérea de Estados Unidos, para
planificar la estrategia de guerra y la

carrera espacial que se desarrolló,
luego, en las décadas siguientes.
Consiste en un conjunto de etapas
llamadas circulaciones, las que parten
por la elaboración de un cuestionario
diseñado por el equipo que encarga la
proyección prospectiva y que será
dirigido por un moderador de la
investigación. En ésta, se consulta
acerca de las probabilidades cualitativas
y cuantitativas que es posible
pronosticar en un horizonte determinado
de tiempo hacia el futuro a un conjunto
de expertos (máximo de quince
ámbitos) de aquellas áreas
seleccionadas para el proceso de
prospección. En la dimensión n
cualitativa se selecciona a los expertos
en función del objetivo prefijado y
atendiendo a criterios de experiencia,
posición, responsabilidad, acceso a la
información y disponibilidad. En la
dimensión cuantitativa se procede a la
elección del tamaño de la muestra en
función de los recursos (presupuesto de
la investigación), medios y tiempo
disponible. En la primera etapa de
consulta o primera circulación cada
experto debe alzar una hipótesis del
futuro en su área específica en la cual
ha de considerar variables globales y
nacionales. En forma sistemática, cada
experto esboza un cuadro descriptivo de
las probabilidades a futuro, apoyado por
cuadros estadísticos que parten desde la
situación presente. Finalmente, expone

una síntesis de las hipótesis y de las
conclusiones provisorias. Esta etapa ha
de cumplir con otro requisito: cada
experto ha de trabajar en forma aislada
en su investigación, en el anonimato, ya
que no debe saber quiénes forman parte
del conjunto de investigadores que
realizan la misma labor en los demás
ámbitos, bajo el compromiso del secreto
profesional. Esto, para evitar filtraciones
de puntos de vista que puedan
distorsionar la perspectiva propia, la
cual ha de exponerse en el máximo
estado puro posible, que emane desde
cada área en sí misma. A esta etapa
inicial se le destina un periodo de
tiempo de investigación que fluctúa
entre dos a seis meses según la
complejidad del estudio. En la segunda
etapa o circulación, una vez revisados y
analizados cada uno de los informes, el
profesional que dirige la investigación
convoca a un primer encuentro al
conjunto de expertos y les expone los
objetivos generales de la investigación,
el cuadro general de hipótesis que va
apareciendo, formula interrogantes,
genera un primer debate y destina un
nuevo periodo de trabajo (por ejemplo,
un mes) en el cual brinda la posibilidad,
a cada experto, para que pueda revisar
o corregir determinadas respuestas, a la
luz de las observaciones aparecidas en
el debate. También, en esta fase, más
conocida como panel de expertos, se
produce el primer intercambio de

información entre los especialistas. En
un nuevo encuentro, y ya con los ajustes
efectuados, se procederá a elaborar la
hipótesis o pronóstico del horizonte
interrogado. En este panel se definirá
calendario y tiempo máximo de
duración, resultados esperados y usos
potenciales y recompensa prevista
(monetaria, informe final, otros). Existe
una tercera etapa circulatoria en la cual
se comienza a producir la cualidad de la
iteración del proceso, concepto definido
por la dinámica que se consigue al
presentar varias veces el mismo
cuestionario, “lo que permite disminuir
el espacio intercuartil, ya que se
consigue que los expertos vayan
conociendo los diferentes puntos de
vista y puedan ir modificando su
opinión” (Gómez, Izquierdo, Pascual,
Romero, 1990). Finalmente, si es
necesaria una cuarta fase de circulación
se llega a obtener la llamada
explotación de resultados, en la cual se
ha de disminuir toda tendencia a la
dispersión para alcanzar con la mayor
precisión posible la opinión media
consensuada. Las fases del Método
Delphi se pueden graficar de la
siguiente forma:
A continuación, señalaremos las
ventajas y desventajas que se ha
considerado presenta el Método Delphi
en la práctica de las proyecciones
prospectivas realizadas en los diferentes

países en que se ha efectuado, así como
las condiciones especiales que requiere
para llevarse a cabo.
Ventajas del método de Delphi: Permite
obtener información desde diferentes
puntos de vista, resultando desde ahí un
panorama completo de los principales
factores que inciden en la realidad,
presentados en forma específica y, a la
vez, sobre temas muy amplios. Por esta
razón el Método Delphi es considerado
holístico ya que cubre y congrega una
muy amplia variedad de campos. Esta
cualidad conduce a que el horizonte de
análisis pueda ser variado, permitiendo
la participación de un gran número de
expertos, sin que ello genere un estado
de caos. Y ayuda a explorar, en forma
sistemática y objetiva, problemas de
conjunto que demandan la concurrencia
y la opinión cualificada de expertos en
aquellos ámbitos clave para el desarrollo
de un país, empresa o institución.
Desventajas del Método: Su elevado
costo, si bien al considerar los beneficios
que puede reportar una planificación
estratégica clara es muy probable que
estos costos se justifiquen a cabalidad.
También, se considera una desventaja
su tiempo de ejecución, desde sus
periodos de formulación hasta la
obtención de los resultados finales.
Requiere de una participación amplia, en
cuanto a los ámbitos convocados, para
que los resultados tengan validez
estadística. Finalmente, otra desventaja

que puede producirse es el posible
número de deserciones, por parte de los
integrantes del equipo, debido al tiempo
que demanda la investigación, lo cual ha
de resolverse mediante cláusulas claras
de contrato.
Condiciones especiales : El equipo debe
tener un alto grado de correspondencia
con los temas a ser tratados en el
ejercicio. Un aspecto crítico y decisivo
del método depende de las preguntas a
considerarse en el cuestionario, así
como en la elección correcta de los
participantes, en la cual debe
predominar nítidamente el criterio de
idoneidad. Respecto de su organización,
ha de contar con un equipo menor de
procesamiento de la información, con
una labor de apoyo de secretaría y con
un recinto de trabajo que garantice
niveles básicos de reserva.
1.3.2. Método de Escenarios: Este
método también creado por Herman
Kahn en la dirección de la Corporación
Rand, constituye su lenguaje a partir de
la nomenclatura propia del Teatro:
escenario, actores, roles, trama de
interrelaciones entre estos actores,
actos, situaciones, escenografía y
funciones que se despliegan en medio
de uno o más teatros de operaciones. Es
un instrumento de análisis y de
proyección usado principalmente en la
Prospectiva Política. Por este motivo, es
frecuente que en éste participen, junto a
los expertos, líderes de los ámbitos

políticos, financieros, sociales,
culturales, científicos, tecnológicos, etc.
En cuanto tal, es una recreación de
momentos históricos en los que
participan actores con sus determinados
roles, en un espacio o lugar específico,
donde ocurren situaciones y relaciones
en un determinado periodo de tiempo,
sea éste del pasado (que interpretará el
historiador y que se puede extrapolar
hacia el presente y el futuro), del
presente propiamente tal (en el que
realizará su diagnóstico el analista) o
bien del futuro en los cuales se realizará
una proyección prospectiva de los
posibles escenarios que claramente se
avizoran en el devenir de los
acontecimientos. En el caso prospectivo,
un escenario “describe una situación
futura y el encadenamiento de eventos
que llevan a ella sobre un sistema, tema
o asunto de estudio” (Martínez et al.,
México, 1987). Según Baena Paz (2004)
sus características principales son:
1. Parten de un diagnóstico del presente
con elementos del pasado que han
influido en él.
2. El diagnóstico se elabora con
indicadores que enfatizan los principales
problemas, logros u oportunidades.
3. Son relatos breves que pretenden
expresar, de manera clara y
comprensible, alternativas de futura
evolución.

4. Se construyen a partir de un conjunto
de hipótesis referidas a los grandes
rasgos de evolución que pueden incluir
cambios en las estructuras vigentes.
5. Incluyen explícitamente el tiempo de
ocurrencia y el impacto que los hechos
tendrán en el futuro.
6. Son cualitativos y rara vez
cuantitativos.
7. Su análisis se desglosa en diferentes
variables estructuradoras del
pensamiento, por ejemplo:
demográficas, medioambientales,
económicas, políticas, sociales,
culturales, científico-tecnológicas, etc.
De acuerdo al tipo de futuros que se
pueda anticipar existe una clasificación
de los escenarios. Así, éstos pueden ser
exploratorios o bien normativos.
Los escenarios
exploratorios parten de imágenes del
presente mediante las cuales se
generan imágenes del futuro altamente
probables de suceder. Es la senda de
proyección de la situación actual por
donde transitamos y hacia donde nos
conduce si continuamos funcionando en
los mismos términos que lo hacemos
hasta ahora, utilizando datos históricos y
estadísticos. Su resultado se denomina
escenario tendencial ya que dichas
probabilidades se pueden leer como
tendencias de los diferentes fenómenos.

Desde esta probabilidad se puede
calcular dos tipos de estimaciones: un
escenario pesimista y un escenario
optimista. En el primero, se proyecta un
escenario en el cual maduran o tocan
fondo aquellas probabilidades que, ya
en nuestro presente, se constituyen
como amenazas y peligros que no
hemos sido capaces de atender ni
menos de resolver (como es el caso
actual, por ejemplo, del problema del
calentamiento global de nuestro medio
ambiente). En el segundo, se destaca el
desarrollo y potenciación de aquellas
tendencias innovadoras y positivas que
vendrían a
resolver dichas amenazas, siempre y
cuando cuenten con una base de
suficiente estabilidad económica y
política que las hagan factibles
(continuando con nuestro ejemplo, el
desarrollo pleno de nuevas energías que
disminuyan o eliminen la combustión y
emisión de gases de invernadero que
provocan el calentamiento global).
Ahora bien, como la tradición histórica
nos enseña, el desarrollo humano se ha
desenvuelto a través de un relativo
equilibrio entre estas fuerzas, negativas
y positivas, o bien entre fuerzas
destructivas y constructivas, cuando
dicho equilibrio se ha alterado. Por esta
razón, en la proyección de escenarios se
aplica una fórmula matemática en la

cual se pondera con un valor de 4 sobre
1 al escenario más probable en
comparación a los escenarios pesimista
u optimista y esta ecuación se expresa
de la siguiente forma:

Como se puede apreciar en la fórmula
expuesta, el peso cuantitativo del cual está
dotado el escenario más probable es tres
veces mayor que el escenario optimista (el
cual se ha presentado en aquellas estrategias
exitosas de desarrollo de un país) e,
igualmente, del escenario pesimista (en
aquellos casos en que circunstancias
inesperadas e inusuales han malogrado o
hecho fracasar un proyecto). En ambos casos
el manejo estratégico del proyecto resulta
decisivo. A su vez, los escenarios normativos
son aquellos escenarios deseables, vale decir
aquellos donde se da un paso hacia adelante
desde lo posible a lo óptimamente realizable,
para lo cual se invierte en la apuesta de un
proyecto global que eleve al máximo las
condiciones positivas del conjunto de fuerzas
primordiales del escenario futuro creado. Las
restricciones a este tipo de escenario solo
pueden derivarse de sucesos inusitados

dentro de las leyes naturales, así como de
cambios históricos que alteren la curva
histórica de desarrollo de todo el contexto en
estudio. En cuanto al proceso de proyección
de los escenarios, éstos pueden
desenvolverse desde el presente hacia el
futuro o bien, inversamente, desde el futuro
hacia el presente.
Como lo describe Humberto Flor Aguirre
(2003), “un escenario es una imagen de futuro
de carácter conjetural que supone una
descripción de lo que pasaría si llegase a
ocurrir una serie de hechos, e involucra la
precisión de los estadios previos que se
habrían recorrido, desde el presente hasta el
horizonte de tiempo que se ha elegido”. Y,
luego, destaca las condiciones que el diseño
de escenarios ha de considerar para hacerse
válido: coherencia, pertinencia, probabilidad,
verosimilitud,
importancia y transparencia, esto es, que sea
lógico, referido al tema en estudio, relevante y
creíble. Según Jordi Serra (2003) el proceso
de trabajo del Método de Escenarios se puede
graficar de la siguiente forma:

Existen, también, los escenarios alternos en
cuanto aparecen otras alternativas que
podríamos explorar si entendemos que “el
futuro es construible más que previsible”
(Miklos y Tello, 1991) y que al implementar un
fuerte proceso de modificación nos podemos
encontrar con situaciones nuevas que generen
fenómenos sociales sin antecedentes
históricos. Cabe revisar, a continuación, lo
que en la práctica se ha considerado las
ventajas y desventajas del Método de
Escenarios, así como las condiciones
especiales que éste demanda:
Ventajas del Método de Escenarios: Facilita la
toma de decisiones y permite tomar las

previsiones necesarias ante cualquier posible
futuro. Presenta de manera multifacética flujos
de procesos interactivos, combinando y
entrelazando cambios sobre las variables que
han estructurado su construcción. Proporciona
un panorama holístico y sistemático de
diferentes eventos o procesos. Permite que el
análisis se centre en los aspectos que influirán
en el futuro. (Serra, 2003; Baena Paz, 2004).
Desventajas del Método de Escenarios: Uno
de los principales impedimentos de este
método es el tiempo: se necesita, en general,
de 12 a 18 meses para realizar el proceso en
su totalidad, de los cuales la mitad se puede
ocupar en construir la base estructural. Luego,
al ser difícil que se planteen todos los
escenarios que parezcan de interés inicial, se
procede a agrupar escenarios similares en un
solo escenario, lo cual ha sido motivo de
cuestionamiento metodológico.
Condiciones especiales: Al igual que el
Método Delphi, demanda una encuesta a
expertos. Y dado el carácter de aplicación en
la Prospectiva Política demanda la
participación de líderes de Gobierno, de la
Empresa privada y de Instituciones públicas
capaces de tomar decisiones, en especial
durante el proceso de la configuración de
escenarios futuros y precisamente durante la
toma de decisiones. Y, en tanto el método de
escenarios es modular, debe considerarse la
constante integración de equipos de análisis y
de diseño de conjunto de cada uno de los
módulos.

Otros Métodos: En la Prospectiva se ha
empleado otros métodos de menor
importancia los cuales se utilizan solo de
manera circunstancial:
1.3.3. Ábaco de Regnier: Este método se
basa en los tres colores del semáforo: verde,
amarillo y rojo e incorpora el verde claro, el
rojo claro, el blanco y el negro para efectos de
representar las apreciaciones y decisiones,
junto a sus respectivos matices, por parte de
los expertos y líderes participantes en el
trabajo de equipo. Creado por el Dr. François
Regnier, este método utiliza esta codificación
cromática para obtener información en torno a
conceptos, planteamientos y soluciones de
problemas ya que su propósito es reducir el
margen de incertidumbre en torno a los
puntos de vista por parte de los actores
(Huerta, 2000). En un cuadro de doble
entrada, en línea horizontal, se inscriben las
afirmaciones sometidas al análisis en relación
con las interrogantes de la columna del lado
izquierdo. A partir de este mapa global o
fotografía a color, resultante del conjunto de
las apreciaciones, se inicia el debate en el
equipo de trabajo. La ventaja de este método
es que permite efectuar un análisis rápido y
didáctico en el tratamiento de un problema,
facilita la intercomunicación, el debate y el
intercambio de ideas más que llegar a un
consenso. Su desventaja reside en el hecho de
que le resta protagonismo al líder al privilegiar

el trabajo intensivo y el aporte de puntos de
vista por parte de los integrantes del equipo.

1.3.4. Método de impactos cruzados: La
técnica de impactos cruzados es “un
instrumento que ayuda a determinar la
naturaleza y el alcance de las repercusiones
entre los distintos acontecimientos que
puedan sucederse en el entorno. Se basa en la
posibilidad condicionada, o sea en la
probabilidad de que ocurra algo si otro suceso
ha ocurrido. “Es un medio sistemático de
estudiar las interacciones entre
acontecimientos o desarrollos” (Godet, 1983).
Conocido mundialmente bajo la sigla francesa
SMIC (Sistemas y Matric es de Impactos
Cruzados), parte de la siguiente premisa: el
cambio en la tecnología, en la práctica social,
en los valores o en cualquier otra área
afectará a su entorno de tres modos: primero,
cambiará la probabilidad de ocurrencia de
acontecimientos interconectados; segundo,
cambiará el momento en que ocurrirán los
acontecimientos interconectados y, en tercer
lugar , afectará al modo de impacto de los
acontecimientos interconectados. El sistema
se representa a través de un gráfico con líneas
entrecruzadas donde a cada acontecimiento
se le asigna una letra y un número (por
ejemplo, A1, A2, A3) al igual que las
probabilidades de los otros acontecimientos.

Así, los cuadros de la matriz se pueden llenar
de la siguiente forma:
a) Una flecha hacia arriba ( ↑ ) que indica
impacto cruzado positivo.
b) Una flecha hacia abajo ( ↓ ) que indica
impacto cruzado negativo.
c) Una línea horizontal
efecto
neutro.

( --- ) que indica

Por ejemplo: si el acontecimiento A1 tiene
lugar: ¿producirá un cambio importante –
positivo o negativo – en la probabilidad de A2?

De esta forma, se identifica variables (de
poder, de conflicto, dependientes y de
incertidumbre) después de haber establecido
el diagnóstico del problema a través del
método de lluvia de ideas. Con este listado de
variables obtenido y luego de su análisis, se
procede a estructurar la plataforma teórica

que brindará los parámetros necesarios a ser
considerados en la prospectiva. Concluida esta
ubicación, se efectúa el análisis de actores y
tendencias, determinando su grado de
influencia para clasificarlos en las categorías
de factores de enlace, dominados o
autónomos. Con ello, se establece el escenario
final que resumirá la posición de las variables
y actores acorde a su grado de influencia en la
proyección prospectiva.
Ventajas del Método de Impactos
Cruzados: Considera como aspecto
fundamental del análisis las interacciones y la
interdependencia entre los eventos y, con ello,
asegura la coherencia de las respuestas. Su
puesta en marcha es bastante sencilla, su
desarrollo es rápido y sus resultados de fácil
interpretación.
Desventajas: Esa misma rapidez puede
conducir a que las probabilidades
pronosticadas posean un alto grado de
subjetividad ya que no se basan en
frecuencias estudiadas sino en opiniones y ello
puede desviar la proyección hacia una
aplicación excesivamente mecánica de esas
probabilidades. Por esta razón, cobran nueva
validez metodologías más acuciosas como el
Método Delphi o el Método de Escenarios,
ambos ya vistos en los parágrafos anteriores.
Condiciones especiales: Preparación previa
de cuadro para análisis de acontecimientos y
de sus respectivas presentaciones de
hipótesis, por parte de equipo presentador y
de moderador de encuentro. Las condiciones

que requiere son las mismas que las de uno o
más seminarios de expertos y líderes de los
ámbitos político, económico, social y cultural,
ya que, como se ha señalado, su proceso se
caracteriza por su rápida ejecución en
comparación a los métodos principales.
1.3.5. Método de Análisis Morfológico: Este
método se considera redescubierto en 1989
por el Laboratorio de Investigación en
Prospectiva Estratégica y de Organización
(LIPSOR) de Francia y es conocido bajo la sigla
Morphol. El inventor de este método, Fritz
Zwicky, se propuso como objetivo, ya a
mediados de los años `40, convertir a la
invención en una rutina y, por lo tanto, su
aspecto central se dirige a estimular la
imaginación,
ayudar a identificar nuevos productos o
procesos, hasta entonces ignorados, y
delimitar el campo de los escenarios posibles.
El método consiste en descomponer el
sistema en subsistemas o partes más
importantes, mediante el siguiente
procedimiento: a) Estudiar los fundamentos
conceptuales del sujeto o ente en cuestión
(doctrina, misión, origen, etc.); b) Analizar su
estructura, razón funcional y áreas sustantivas
y c) Formular la prospectiva del sistema. Ha
sido ampliamente utilizado en previsión
tecnológica y en prospectiva estratégica
militar razón por la cual los casos de
aplicación de construcción de escenarios, a
partir del análisis morfológico, no están

accesibles dado su alto grado de
confidencialidad.
Ventajas del Método Morfológico: Puede
aplicarse preferentemente para analizar
sistemas de Defensa Nacional, conocer su
estructura, funcionamiento, misión, objetivos,
políticas, actividades, subsistemas y su
relación con otros subsistemas, dada su
metodología a la vez multiplicadora y
selectiva de los diferentes factores en juego.
Condiciones especiales: Las mismas que
demanda el Método de Escenarios ya que el
Método Morfológico se puede considerar como
un complemento de aquel.

CAPÍTULO 2
HIPÓTESIS DEL FUTURO
Si bien todas las actividades humanas son
susceptibles de un análisis y de una
proyección prospectiva, existe hoy un
conjunto de ámbitos los cuales son
considerados como claves para el desarrollo
de la humanidad y, por ende, para la sociedad
que constituye a cada país en la época
contemporánea y en el devenir hacia el futuro.
Así, siendo centenares las disciplinas

profesionales que hoy se ejercen y que
cumplen una función importante dentro del
desarrollo integral de la sociedad, para efectos
del enfoque prospectivo podemos seleccionar
un conjunto de catorce ámbitos clave en el
orden que a continuación se presenta: 1.
Sociología. 2. Economía. 3. Transporte. 4.
Tecnología. 5. Ciencias. 6. Ecología. 7.
Colonización del Espacio. 8. Psicología. 9.
Comunicación. 10. Arquitectura. 11. Diseño.
12. Arte. 13. Educación. 14.
Planeamiento Estratégico. El orden en el cual
se presenta esta secuencia obedece a los
siguientes fundamentos metodológicos:
primero, para el enfoque prospectivo debemos
partir por estadísticas de previsión
demográfica y de proyección social, mundial y
nacional, las cuales caben dentro del ámbito
propio de la Sociología. Segundo, lo anterior
da lugar a la proyección Económica que ha de
actuar como soporte de dicho cuadro social.
Tercero, en cuanto el nuestro es un mundo en
movimiento, ha de enfocarse las necesidades
e innovaciones propias de los medios de
Transporte. Cuarto, desde el transporte y
dirigida hacia todas las áreas de la
productividad y de nuestra vida cotidiana para
resolver, por ejemplo, las demandas de
nuevas energías, se presenta el amplio ámbito
de la Tecnología, desde la macro tecnología
aplicable en sistemas de grandes dimensiones
hasta los niveles microscópicos característicos
de la nanotecnología. Quinto, el creciente
ámbito de las Ciencias, desde donde emergió

la tecnología, y donde cada año surgen
nuevas especialidades que cubren desde la
medicina y la biotecnología hasta la
cibernética y los estudios del Universo y del
Microcosmos, resulta fundamental en todas
aquellas áreas de investigación que demanda
tanto el presente como el futuro. Sexto,
fundada en el ámbito de las ciencias,
separamos en un ítem aparte a la Ecología,
dada la creciente importancia de los
problemas que afectan al equilibrio de nuestro
medio ambiente, en el cual aumentan, día a
día, las alarmas ante graves peligros por
enfrentar ya en nuestro presente y con miras
a agudizarse hacia delante si éstos no se
resuelven a tiempo y se cambia nuestra fallida
relación tradicional respecto de la naturaleza.
Séptimo, la prospectiva más lejana en el
tiempo, si bien ineludible para la humanidad,
lo constituye la Colonización del Espacio,
proyecto en marcha desde el cual emergen las
más audaces innovaciones tecnológicas y que
surge a partir de los propios aspectos vistos
anteriormente. Octavo, el conjunto de cambios
que se avizoran hacia el futuro plantean un
cambio en la estructura interior, mental y
psicológica del ser humano, que habrá de
prepararse en el ámbito de una nueva
Psicología donde ya ha surgido la propuesta
de una Teoría Psicoprospectiva que veremos
en el parágrafo correspondiente. Noveno,
relacionado con el punto anterior, veremos
que la Comunicación, campo de acción lleno
de dinamismo, presentará un conjunto de
cambios tanto en la ampliación de sus medios
como en el surgimiento de nuevos

instrumentos de análisis de donde emergerá
una Neo - Semiótica. Décimo, los cambios
psicológicos y comunicacionales ya se
anuncian con la aparición de una Neo Arquitectura la cual dará lugar a una nueva
concepción de ciudad, cuyo proceso de
innovaciones se ha iniciado en las últimas
décadas. Undécimo, estrechamente ligado al
proceso de innovación arquitectónico, deviene
la revolución del Diseño, expresado en sus
múltiples rubros de aplicación como la
ampliación del significado que ha asumido el
propio concepto de diseño. Duodécimo, dentro
del contexto estético de la revolución
arquitectónica y del diseño que ya comenzó,
emergen nuevas expresiones del Arte que
anticipan y manifiestan el espíritu del futuro
en que el ser humano entrará en una nueva
fase de su evolución. Decimotercero, todos los
aspectos, conceptos e innovaciones que
presentan los campos anteriores demandan
un nuevo estilo, nuevas metodologías y
contenidos en Educación, ámbito donde se
estudia y se promueve el conjunto de
conocimientos y capacidades en las que ha de
adquirir su formación la sociedad entera, por
lo tanto, ha de constituirse como una síntesis
de la prospectiva del mundo y del país, para
cuya misión requiere de un gran cambio
estructural. Decimocuarto, finalmente este
conjunto de ámbitos clave demanda de un
Planeamiento Estratégico en el que se diseñe
la dirección de sentido prospectivo o
proyección de futuro de cada uno de sus
grados de desarrollo, el cual considera, por
tanto, políticas de acción y aspectos tan

concretos como los montos de inversión que
dichos planes implican. De esta forma, el
conjunto holístico de ámbitos clave
comprendidos en la Prospectiva se puede
representar en el siguiente gráfico donde
podemos circular, acorde al orden propuesto,
en la dirección que va
de izquierda a derecha desde la Sociología
para culminar en el Planeamiento Estratégico:

2.1. La Sociología como Prospectiva de la
Sociedad : Uno de los primeros elementos que
aparece en una conversación cotidiana
respecto del futuro es el miedo acerca de las
consecuencias que puede traer consigo el
posible sobrepoblamiento del mundo y de
algunas regiones en particular; la consiguiente
escasez de recursos para abastecer a dicha
población lo cual, incluso, hasta podría
“justificar” las guerras como acción de

eliminación de esa “población sobrante”
(siempre otras distintas y lejanas a ese sujeto
hablante). Este miedo, unido a otros mitos
equívocos, es una de las primeras barreras
que debemos eliminar para aproximarnos a un
estudio social serio del mundo del mañana, en
términos de la configuración de la sociedad.
La ciencia social que, desde hace dos siglos,
ha estudiado sistemáticamente la sociedad ha
sido la Sociología, que la entiende como una
estructura social dotada de organizaciones y
sistemas para cuyo estudio hace converger a
la antropología, la economía, la historia, la
psicología social y, en el estudio que veremos
a continuación, a la geografía humana, una de
cuyas principales disciplinas lo constituye la
Demografía, esto es, el estudio de las
poblaciones humanas en relación a su
tamaño, estructura y distribución y de cómo
éstas cambian a través del tiempo debido a
los procesos de natalidad, mortalidad y
migración. Considerando los aspectos citados,
a continuación veremos las proyecciones
demográficas que nos proporcionan los
estudios prospectivos de la Organización de
Naciones Unidas (ONU) a nivel mundial y el
Instituto Nacional de Estadísticas (INE) para el
caso de Chile. Actualmente (2008), nuestro
planeta cuenta con 6.800 millones de
habitantes. Según la ONU, “el crecimiento
demogr áfico futuro dependerá en gran
medida de la evolución de las tasas de
fecundidad la que, según la variante media,
descenderá de 2,55 hijos por mujer de hoy a
2,00 en 2050.Si b i e n e s i n e v it a b l e q u
elapoblaciónsigacreciendoha

s t a 2 0 5 0 , aunque aumente el r itmo de
disminución de la fecundidad ”. (ONU, Informe
2007). Así, la población mundial bordearía los
6.900 millones en 2010; los 7.800 millones de
personas en 2025; los 10.000 millones en
2040 y los 10.800 millones de personas en el
año 2050, a una tasa de crecimiento medio.
Este crecimiento poblacional mundial se pude
apreciar en el siguiente gráfico proveniente de
la División de Población del Departamento de
Asuntos Económicos y Sociales de la ONU:

Este gráfico considera cuatro variables de
proyección: tasas de crecimiento Media , Baja
y Alta , además de la tasa de Fecundidad
constante. A continuación, veremos un
segundo gráfico en el cual surgen problemas
que demandan nuestra especial atención:
“Debido a la tasa baja y en disminución d e l c
recimientoenlospaísesdesarro
ll a d o s , s e p r e v é q u e , e n g e n e r a l, l
a población prácticamente no varíe entre 2007
y 2050 y se mantenga en 1.200 millones de
habitantes, según la variante media. Por el
contrario, la población de los 50 países menos
desarrollados seguram ente aumentará hasta
más que duplicarse, pasando de 800 millones
en 2007 a 1.700 millones en 2050. Se prevé
que el crecimiento en el resto del mundo en
desarrollo también será
29
fuerte, si bien menos rápido, y que la
población de esos países pasará de 4.600
millones en 2007 a 6.200 millones en 2050,
según la variante media”. (ONU, Op. cit.).

Así, las regiones más desarrolladas, durante
más de 40 años, aumentarán en poco más de
veinte millones de habitantes, mientras los
países menos desarrollados aumentarán en
más de 2.500 millones de habitantes. Donde
el crecimiento poblacional presenta una tasa
de aumento que adquiere una connotación
grave, dadas sus históricas condiciones
socioeconómicas de pobreza, es en el
continente de África, en el cual se produce un
alza que va de 965 millones en 2007 a 1.998
millones de habitantes en 2050, vale decir
supera el 100% de su crecimiento poblacional.
En Asia aumenta en 230 millones de
habitantes aprox. Mientras, en América Latina
crece desde 572 millones en 2007 a 769
millones de habitantes en 2050.
Podemos concluir, entonces, que se trata de
un crecimiento demográfico dispar y
desequilibrado en relación a las condiciones

socio-económicas de las regiones vistas: los
países desarrollados casi no crecen
demográficamente en tanto los países más
pobres, muchos de ellos en condición de
extrema pobreza, duplicarán el tamaño de su
población. Crecimiento anómalo que, tal cual
se nos presenta en la realidad actual, impide
pensar en un sano desarrollo social,
económico y cultural en el mundo y, por lo
tanto, en un crecimiento estable, pues,
mientras se mantengan las desigualdades
actuales es imposible pensar en la paz y en el
crecimiento armónico de la humanidad.
Así, las regiones más desarrolladas, durante
más de 40 años, aumentarán en poco más de
veinte millones de habitantes, mientras los
países menos desarrollados aumentarán en
más de 2.500 millones de habitantes. Donde
el crecimiento poblacional presenta una tasa
de aumento que adquiere una connotación
grave, dadas sus históricas condiciones
socioeconómicas de pobreza, es en el
continente de África, en el cual se produce un
alza que va de 965 millones en 2007 a 1.998
millones de habitantes en 2050, vale decir
supera el 100% de su crecimiento poblacional.
En Asia aumenta en 230 millones de
habitantes aprox. Mientras, en América Latina
crece desde 572 millones en 2007 a 769
millones de habitantes en 2050.
30
Podemos concluir, entonces, que se trata de
un crecimiento demográfico dispar y
desequilibrado en relación a las condiciones
socio-económicas de las regiones vistas: los

países desarrollados casi no crecen
demográficamente en tanto los países más
pobres, muchos de ellos en condición de
extrema pobreza, duplicarán el tamaño de su
población. Crecimiento anómalo que, tal cual
se nos presenta en la realidad actual, impide
pensar en un sano desarrollo social,
económico y cultural en el mundo y, por lo
tanto, en un crecimiento estable, pues,
mientras se mantengan las desigualdades
actuales es imposible pensar en la paz y en el
crecimiento armónico de la humanidad.
2.2. Prospectiva Económica Global:
El cambio que se avecina en la Economía
mundial ya ha sido trazado por el surgimiento
y los efectos de la globalización, movimiento
que resulta irrefrenable en cuanto la nueva
modalidad de comercio internacional que
generó, y que unido al progresivo desarrollo
de la comunicación y al intercambio de
información nunca antes visto, conduce a
definir esta nueva era como la sociedad del
conocimiento . Precisamente, en este orden,
presenciaremos hechos y fenómenos inéditos
en la Historia, que van desde un nuevo cuadro
con países económicamente emergentes
mientras países antes hegemónicos entran en
proceso de ocaso de su tradicional predominio
económico. Así, también, se incluirá, por
primera vez, como factor económico clave, el
estado en que se encuentre el medio
ambiente, cuyo nivel de manejo y tratamiento
será decisivo en el futuro de la economía
mundial y regional. Debido a estas razones,
los principales organismos mundiales (ONU,
OCDE, UNESCO, así como la Cumbre de

Davos) han comenzado a realizar estudios
prospectivos con horizontes proyectados al
2030 y al 2050 con el objetivo de destacar la
necesidad de rectificar rumbos históricos
fallidos así como en otros ámbitos trazar
líneas de acción completamente nuevas. Los
siguientes antecedentes se basarán
principalmente en el Ensayo de P r o s p e c ti
v a E c o n ó m i c a G l o b a l de Pierre Noël
Giraud (2007), Profesor de Economía de la
Ecole des Mines de París. Giraud formula que “
comienza una n u e v a e r a d e d e s i g u a l
dadeseconómicas,queverálare
d u c c i ó n d e l a s desigualdades entre
países , pero, probablemente, también, un
aumento de las desigualdades en el interior de
los países” . Esto, debido a que al hacerse
competitivos los países pobres o en vías de
desarrollo, los sectores activamente
involucrados en la productividad y en la
innovación demandan mayores incentivos de
ganancias mientras los sectores más pasivos,
que constituyen la plataforma de servicios de
cada país, permanecen, así mismo, en una
posición pasiva, sin expectativas de aumentos
en sus ingresos. Por otra parte, la
competitividad mundial de países como China
e India se ha debido especialmente a los bajos
salarios por concepto de la mano de obra que
produce la tecnología de exportación, lo cual
se ha transformado en su principal estrategia
de avance. Por lo tanto, en el panorama
económico mundial aparecerán nuevos
actores en competencia (Brasil, Indonesia,
Sudáfrica, Rusia) junto al conjunto de países
que se proponen participar del intercambio

global, sin embargo, el problema social,
interno, no se resolverá en estas condiciones.
Cuestión que deja entrever la inestabilidad
política como efecto resultante, factor clave
que de producirse daña el propio desarrollo
económico interno en estos países. También
aquí se presenta la necesidad de una nueva
política social que formule una prospectiva de
desarrollo integral donde se construya un
nuevo tipo de relación costobeneficio. En
segundo lugar, Giraud analiza el rol del
Estado. Este, al contrario de desaparecer o de
debilitar su esfera de acción, tendrá que
fortalecerse, pues, más que el desarrollo “del”
capitalismo cada país traza el recorrido de
acción de “un” capitalismo y, en ese plano, el
Estado ha de controlar desde las
inmigraciones hasta “contener y relajar las
enormes tensiones sociales que un
capitalismo desenfrenado provoca, con un
crecimiento del 8 al 10% anual, al mismo
tiempo que arrasa, si no se tiene cuidado, con
su medio ambiente natural” (Op. cit. pág.
152). El rol de un Estado fuerte, por tanto,
pasará a ser una cuestión política esencial
que, a su vez, plantea la necesidad de una
evolución sustancial del Estado en el nuevo
contexto económico y social globalizado. El
capital humano y social es el que permite a los
países insertarse en las redes mundiales y
progresar rápidamente y esta condición verá
aumentar su importancia en las décadas
venideras. Ha sido el caso de Japón, Corea,
Taiwán, Singapur y de los dos casos mayores,
ya citados, que son India y China. Mientras
tanto, asistiremos al ocaso de Estados Unidos

en cuanto a su nivel histórico de predominio
como país dotado de influencia hegemónica
en el curso de la economía mundial. Aún así,
conservará su posición como país
desarrollado, condición la cual ya posee en
forma consolidada en cuanto economía
estable y, a la vez, creativa y dinámica, con
una alta capacidad de re-invención y de
adaptación cultural y tecnológica, todos
elementos decisivos propios para el desarrollo
de un país, de un capitalismo. Poseyendo
todos estos atributos positivos, sin embargo,
Estados Unidos perdió el dominio de su
liderazgo económico debido a tres grandes
causas: primero, acumuló una enorme deuda
externa de casi 40 billones de dólares
(recordemos que un billón equivale a un millón
de millones), de los cuales 1,5 billones le debe
a China; segundo, acumuló una deuda interna
gigantesca, que alcanza los 2.7 billones de
dólares, debido a la especulación financiera de
las empresas hipotecarias y al crédito
desmedido en el caso de las ventas de casas y
objetos de consumo como es la crisis de las
sub - prime ; y, tercero, el costo de mantener
el mayor poderío militar y armamentista del
mundo, producto de su política de poderío
hegemónico absoluto, por la cual ha
movilizado alrededor de 300.000 soldados tan
solo en las dos últimas décadas. El
desplazamiento de su nivel de influencia a un
segundo plano representa uno de los primeros
grandes cambios con los que se inaugura el
futuro de la economía mundial. Sin duda que
este hecho afectará a todos los órdenes de la
economía en cada país, hasta que se generará

una relación de autonomía respecto de este
cambio de roles, actores y posiciones en un
nuevo escenario.
El ocaso estadounidense trae consigo el
advenimiento de nuevos liderazgos,
encabezados por China y donde aparecen
economías ascendentes como India, Japón,
Alemania, Francia, Australia, Nueva Zelanda,
Irlanda, Finlandia, Indonesia, entre otras.
China refuerza su elocuente crecimiento anual
en torno al 10% con la Exposición Universal de
2010 en Shangai, convertida en nuevo foco
mundial del intercambio comercial. Por su
parte, Europa mantendrá su grado de
influencia económica, así como su posición de
autonomía, su capacidad de re-fundación
constante, su diseño de primer nivel en todos
los órdenes, su creatividad y capacidad de
innovación, su nivel superior de capital
cultural y humano, sustentado desde ya por
su historia, así como su nivel de exigencia de
calidad ( ISO Comunidad Europea , por
ejemplo) y su economía manejada cada vez
más científicamente. Se constituye, entonces,
en el nivel estándar, en sitial de liderazgo en
cuanto a la idoneidad y al nivel de
implementación de políticas de acción y esa
estabilidad y capacidad se refleja en la
evolución positiva de su moneda común, el
euro , el cual se moviliza en un lento y
siempre continuo ascenso. De esta forma,
China, India y las demás economías
emergentes fuertes, se refieren, siempre, a
ese nivel estándar de negocios y gestión del
comercio internacional acorde a los niveles
europeos, en cuyo escenario de productividad

y distribución, objetivamente medido, es
donde mejor se preserva, desarrolla, mide y
proyecta la calidad de productos, normas y
políticas de entendimiento político y
comercial. Todo esto hace que Europa
mantenga su poder rector en la política y en la
economía global. En este marco dinámico y
cambiante, a América Latina y otras
sociedades situadas en este mismo nivel
socio-económico – entre subdesarrollo y en
vías de desarrollo – sólo se les presenta una
alternativa: o renovarse y tornarse altamente
competitivas o desaparecer de ese primer
nivel competitivo y perpetuarse como
economías dependientes, secundarias y hasta
terciarias. Para que la primera condición se
cumpla, en cada uno de estos países ha de
producirse un fuerte movimiento de
innovación, con capacidad para alcanzar la
posición de vanguardia, como lo hizo ya, por
ejemplo, Finlandia, en forma notable,
poniendo énfasis en el diseño, entendido entre
todas las variables y apertura de ricas
posibilidades que brinda este concepto que,
además, posee la cualidad de ser aplicativo,
definido y auto-renovable. Y ésas son las
condiciones decisivas, a nivel de continente,
de mundo, de país, de comunidad y de ser
humano necesarias para llegar a la primera
dimensión económica, condiciones las cuales
Gaston Berger definió como la actitud
prospectiva , pues se trata de un futuro que
invita a la acción, a la creatividad, a la
proyección positiva de lo que la humanidad
necesita - también en las múltiples acepciones

que el concepto de necesidad presenta en la
dinámica actual y futura de la economía.
Actitud que se consagra al transformarse y
ampliarse hacia la dimensión más amplia de la
cultura y del desarrollo de las capacidades
superiores del ser humano. Unida a esta
actitud emprendedora, las economías en vías
de desarrollo necesitan optimizar sus recursos
monetarios por medio de una disciplina estatal
que la despoje de la carga negativa a su
progreso que ha implicado la práctica continua
y creciente de la corrupción. Mientras estas
prácticas no se eliminen el estancamiento
económico de estos países proseguirá. Y si en
todo análisis estas condiciones aparecen como
insolubles, entonces, proporcionalmente la
inserción en el primer mundo del desarrollo
económico, social y cultural también lo será.
Así visto el panorama, el desafío es fuerte. Y
amplio. Se trata de un conjunto holístico,
integrado, que se mueve en forma sincrónica,
donde cada una de las partes impulsa al
conjunto, donde éstas, por separadas, sólo
representan una parcialidad que no es capaz
de situarse por sí sola en ese nivel de
vanguardia, en el que se protagoniza y se
decide los destinos del intercambio comercial.
El futuro, entendido en términos prospectivos,
es un proyecto que se lleva a cabo por una
totalidad de actores y funciones, por un
complejo conjunto de ámbitos, el cual se
sintetiza en esas áreas clave convertidas en
fuerzas que dirigen el proceso de innovación,
el salto cualitativo hacia el nivel propio del
presente primero y hacia el porvenir después,
mediante un movimiento sostenido de acción

y de creatividad. Ese movimiento sostenido en
el tiempo implica investigación, definición de
escenarios, diseño, proyección, planificación,
inversión, ejecución y gestión de ese conjunto
de acciones, la cual demanda una alta
capacidad de gobierno y dirección en continua
supervisión y optimización del proceso. Y,
luego, deviene salvaguardar que este proceso
no se interrumpa, ya que buenas ideas,
grandes proyectos e inversiones se han
perdido, precisamente, en los países
subdesarrollados, que son, al respecto, los que
menos recursos de inversión poseen y cuya
posición secundaria o terciaria se debe, en
gran parte, a su incapacidad de perseverar en
los proyectos de país, de modificarlos o
eliminarlos a veces tras cada cambio de
gobierno. A países como Perú, entonces, se le
presenta un desafío integral el cual se
resolverá, precisamente, con una respuesta
integral, firme y visionaria, sustentada por esa
voluntad de acción y de compromiso frente a
su propio futuro, para efectuar un salto
cualitativo capaz de atravesar, como lo
denomina Giraud, por la puesta estrecha del
desarrollo. Las consecuencias de estos
grandes cambios en los ejes económicos serán
considerables. El mundo ya no es de
tendencia interpolar, de país a país, como lo
fue históricamente, sino ahora se trata de un
mundo de tendencia multipolar,
interconectado, donde aumentan
exponencialmente las posibilidades de
establecer y gestionar relaciones económicas,
sociales y culturales, efectuadas por medio de
una plataforma tecnológica en rapidísima

innovación: “La globalización actual es una
globalización de nómadas que, en lugar de
interactuar con los sedentarios en su medio
ambiente inmediato, lo hacen ahora con todo
el mundo.” Giraud. Finalmente, Giraud plantea
- en la misma tónica que emerge de todos los
informes que elaboran los organismos
internacionales más importantes-, que la
economía mundial y nacional se enfrenta a un
problema mayor, inédito en la historia, que
actuará como un factor determinante y este
factor es el m e d i o a m b i e n t e . Según
Giraud, “ D e h e c h o , t o d a s l a s o t r a s f
o r m a s d e degradación del medio ambiente,
y son numerosas, pueden tener solución, en el
marco de las técnicas y de la dinámica
económica actual, excepto el agravamiento
del efecto inverna dero”. Este efecto conduce
al calentamiento global, al que asistimos
desde hace ya algunas décadas, y va en
continuo y progresivo aumento, amenaza al
conjunto de la humanidad mediante las
sucesivas catástrofes que provoca este
fenómeno el cual, mirado en términos
económicos, es el mayor peligro hacia la
infraestructura de un país y por tanto hacia la
base estructural de su economía. Ésta es la
razón por la que una cada vez mayor cantidad
de científicos y pensadores plantean que la n
a t u r a l e z a e s e l s i s t e m a y la e c o n o
m í a u n s u b s i s t e m a que moviliza sus
fuerzas dentro del ecosistema que es la Tierra
toda. Y es la razón por la cual la Ecología
juega un rol fundamental en toda prospectiva
nacional, regional o mundial. Entre los factores
clave que aparecen en este contexto figura la

solución pronta que demanda el Transporte
mundial, dado el agotamiento de las energías
tradicionales. Problema de índole prioritaria de
resolver para toda economía y que trataremos
en el parágrafo siguiente.
2.3. Transporte:
Según estadísticas de la ONU (World
Population Prospects: The 2006 Revision, New
York), mientras la población mundial alcanza
la cantidad de 6.671 millones de habitantes la
cantidad de vehículos motorizados terrestres
se eleva a un número mayor al de 800
millones de automotores aproximadamente.
Esto significa que el parque automotor
mundial representa un 11,7% de la población
total y que 2,2 personas de cada diez poseen
un vehículo, si bien esta cantidad debemos
verla proporcionalmente mucho mayor en los
países desarrollados (solo en Japón ya existe
un parque automotor cercano a los 70
millones de vehículos). Chile, en tanto, con
una población de 16.432.536 en 2008 (INE,
Estimación Anual de Estadística, enero 2008)
posee un parque automotor de cerca de 3
millones de vehículos que representa un 18%
en relación a la población nacional. Volviendo
al nivel mundial, según los datos de la ONU
(Op.cit.), el Transporte representa
aproximadamente un 30% del consumo de
energía comercial y un 60% del consumo
mundial total de petróleo líquido. Estas cifras
nos ratifican una realidad que todos palpamos:
la importancia del transporte en la movilidad
de todas las actividades humanas, su continua
participación en la acción de un mundo en
movimiento continuo. Hasta ahora y a partir

de los albores del Siglo XX, el transporte ha
funcionado y se ha desarrollado abastecido
esencialmente por productos procedentes
químicamente desde el petróleo líquido
(bencina, diesel, aceites, etc.). Pues bien, es
aquí donde se presenta en perspectiva la
probabilidad de un problema mayor para todo
el transporte y para la economía mundial: el
agotamiento del petróleo. Según cálculos de la
propia OPEP (Organización de Países
Productores de Petróleo) , analizados por la
experta en energéticos del Instituto Alemán de
Investigación Económica, DIW, Claudia
Kempfert, se afirma ahí que los suministros
podrían fallar hacia el año 2037, considerado
como escenario de probabilidad media, ya que
si la demanda de petróleo es alta éste se
acabaría el 2024. Si su consumo es bajo, éste
se agotaría en el año 2048, año que
representa el escenario más optimista si bien
el menos probable. (Ver: Pág. Web Deutsche
Welle, artículo Economía Mundial por Eva Usi,
3 de Marzo de 2008). Y el hecho que nuevos
yacimientos se hayan descubierto en Brasil,
así como sobre activado en Canadá, Rusia,
Angola y Ecuador, no aminoran ni lograrán
compensar el problema dada la enorme y
creciente demanda del crudo como fuente
energética principal del transporte. Ante esta
posibilidad ya estudiada hacia el futuro, el
mercado reaccionó con alarma y la primera, y
hasta única, consecuencia que se ha suscitado
desde aquí ha sido el alza sostenida del precio
del petróleo, la cual ha sido manejada por la
especulación financiera, específicamente
desde las empresas compradoras y

distribuidoras del crudo, ya que la OPEP
declaró en su conferencia de Mayo de 2008 en
Caracas que ellos no han subido el precio del
petróleo desde hace cuatro años y que, por lo
tanto, estas alzas no provienen desde su
precio de venta como productores. Así, se
calcula hoy, el precio del petróleo está
sobrevaluado en alrededor de un 20%. Y,
siguiendo esta misma tendencia, los cálculos
señalan que en 2012 el precio del barril se
transaría en las bolsas a 150 dólares y en
2018 se transará, también en bolsa, a 200
dólares el barril. Entonces, nos encontramos
en un escenario en el cual, por una parte,
aparece un producto de primera necesidad
pronto a agotarse y, por otro, que ese mismo
hecho es utilizado como instrumento de
especulación hasta donde sea posible
exprimirlo al máximo. No hay, por lo tanto, en
ese contexto, ninguna voluntad explícita de
resolver el problema de fondo, sino, tan solo,
el de obtener las mayores ganancias posibles
de esta materia prima en extinción.
Conocedores de estas probabilidades futuras,
basadas en cálculos científicos, varios países
comenzaron a experimentar, desde hace más
de una década, en la búsqueda de nuevas
energías que, además, cumplieran con la
condición de ser renovables. Esta
investigación ha avanzado, principalmente, en
torno a la energía solar, eléctrica y a
hidrógeno como energías aplicables al
transporte. Una segunda condición importante
de estas energías es que son limpias en
cuanto no producen ningún tipo de
contaminación, ni atmosférica ni acústica,

siendo éste el segundo gran problema que
presenta el petróleo, considerado, junto a las
chimeneas industriales, la gran causa de la
formación de la capa contaminante de gases
en la atmósfera (monóxido y dióxido de
carbono) más conocida como efecto de
invernadero . Pioneros en esta
experimentación científica han sido Australia,
Alemania, Francia, Japón y los países
escandinavos. A continuación, revisaremos
resultados y proyecciones acerca del progreso
en la experimentación llevada a cabo hasta
ahora en torno a las tres energías señaladas:
2.3.1. Energía Solar aplicada al Transporte:
Comenzó a investigarse desde la década de
1970 mediante la invención de paneles
dirigidos hacia el Sol que captan y reciben la
luz por medio de unas células receptoras que
envían esta energía hacia un condensador que
la convierte en energía eléctrica. Es esta
energía eléctrica, entonces, la que produce la
función deseada, en este caso, movilizar el
vehículo. Esta investigación tomó un fuerte
impulso desde que, a mediados de la década
`90, comenzó a realizarse en Australia una
carrera de automóviles solares cada dos años,
evento que ha servido para que países y
empresas expongan sus resultados y, a la vez,
los confronten a los demás países. De su
evolución hasta el presente se puede hablar
de dos generaciones: la primera,
caracterizada por un diseño en el cual el panel
iba instalado sobre el techo, como los que
podemos apreciar a continuación:

Estos modelos, provenientes
de una carrera del año 2001,
cuya velocidad promedio
alcanzaba los 90 kilómetros
por hora, pronto fueron
reemplazados por vehículos
en los cuales el panel solar
viene incorporado a la
carrocería y que son
conocidos como la segunda
generación de autos solares
y que aparecen en esta
carrera de Octubre de 2007
(World Solar Challenge de Australia).

En esta carrera resultó
ganador el modelo Nuna 4
procedente de la
Universidad de Tecnología
de Delft, Holanda, fabricado
con ayuda de tecnología
espacial, el que puede
alcanzar una velocidad de
hasta 170 kilómetros por
hora y que en esta ocasión
recorrió durante cuatro días
el territorio australiano.
En un enfoque general de la energía solar
aplicada al diseño automotor, el progreso
tecnológico de ésta depende en gran parte de
la potencia receptora de las células solares y
de la capacidad de condensación y de
distribución de esta energía en el interior de
su sistema y es, precisamente, en esta
dirección que se está trabajando en los
principales laboratorios solares del mundo. En
este sistema, la energía solar queda
depositada en un condensador que alimenta a
la batería y, al igual que cualquier otro
combustible, puede circular de noche o con
lluvia y no necesariamente, como
comúnmente se cree, solo cuando haya sol en
el ambiente. Sus posibilidades tecnológicas
están recién descubriéndose.
2.3.2. Energía Eléctrica aplicada al Transporte:
Ya Edison vislumbró la posibilidad de que la
energía eléctrica podía mover un vehículo, en
tanto conocía la inmensa potencialidad de su
fuerza. Así, durante toda la historia del

automóvil aparece el auto eléctrico en un
permanente intento de convertirse en energía
alternativa. En el marco de la investigación de
nuevas energías motrices, Francia,
principalmente, inicia experimentaciones al
respecto desde hace ya dos décadas. De esta
forma, vimos circular vehículos lentos, con un
diseño en el que debía privilegiarse el espacio
y peso de una gran batería, con pequeñas
ruedas, a veces solo tres, y que servían para
desplazamientos breves, durante los años`80.
Ya en la década de 1990 se había “declarado
la muerte” del auto eléctrico. Sin embargo, a
inicios del Siglo XXI se genera la alarma sobre
el agotamiento mundial del petróleo, ya
próximo en el tiempo, y se produce el
resurgimiento de la energía eléctrica como
sistema de propulsión viable para los
automóviles. Desde ahí, en pocos años, los
avances tecnológicos en esta materia han sido
notables y muy rápidos. Entre estas
innovaciones destacaremos tres: el modelo
japonés Eliica , y los modelos estadounidenses
Chevrolet Volt y Aptera . El automóvil eléctrico
Eliica (por sus siglas en inglés Electric Lithium
Ion B a t t e r y C a r ), creado por Hiroshi
Shimizu, del Laboratorio de Vehículos
Eléctricos de la Universidad de Keio, fue
presentado en el Salón de Tokio de noviembre
de 2005 por el Ministro de Finanzas japonés,
Sadakazu Tanigaki, ya que este proyecto fue
promovido por el Estado junto a 38 empresas
privadas japonesas (en las cuales podemos
apreciar un nivel de compromiso real con la
innovación) y hasta ahora representa el logro
más espectacular de la aplicación eléctrica al

transporte debido a sus enormes cualidades
técnicas – por ahora solo aminoradas por su
alto costo:

El Eliica posee 8 motores eléctricos de 800 CV
(caballos de fuerza, unidad de potencia)
movidos por una potente batería de litio que
permite alcanzar una velocidad máxima de
370 km/h y acelerar de 0 a 100 en 4
segundos, con lo cual ha superado a la
mayoría de los vehículos más veloces del
mundo. Posee 8 ruedas (una por motor, con lo
cual distribuye mejor su fuerza), pesa 2.400
kg y tiene capacidad para 5 pasajeros
cómodamente ubicados. Su característica
principal consiste en que con una carga
eléctrica de 10 horas puede abastecer hasta
200 kilómetros y se espera que este nivel de
autonomía sea mayor aún gracias al desarrollo
de nuevas baterías. El único problema, hasta
ahora, lo representa su alto costo de
producción (150.000 euros, vale decir 225.000

dólares, que equivalen a 107 millones de
pesos chilenos). Pese a su alto valor monetario
su producción actual es de 200 unidades
encargadas. El principal valor que podemos
destacar de este proyecto es la demostración
elocuente de la capacidad que posee la
electricidad como fuerza motriz a tal nivel que
puede competir y superar la potencia hasta
ahora lograda solo por motores a combustión.
El segundo proyecto importante, digno de
destacar, lo constituye el C h e v r o l e t V o
lt , desarrollado en conjunto entre General
Motors y General Electric, con el propósito de
presentar un prototipo comercializable a partir
del año 2010, dirigido al segmento jovenadulto, hombre y mujer, profesionales, de
ingresos medios y con clara conciencia
ecológica, ya que estos vehículos no emiten
grado de contaminación alguna. Su diseño,
por lo tanto, está concebido como producto de
consumo masivo dotado de un plus en cuanto
a sus niveles de calidad y a su relación con el
medio ambiente: