ICAENLACOLONIA:DEMOGRAFIA,ECONoMIAYSOSCIEDAD (SIGLO XVIII

)
Aleiandro
ReYes F lores*

I.-

INTRODUCCION,-

los archiPrivilegiar los estudios históricos en base a la documentación existente en en la economía y vos, nos p*""" qu" es lo más recomendable para conocer lo que acontece
la teoría, pero ello debe concorIa sociedad de los pueblos. Cierto que no debemos descuidar

cabe la posibilidad de una dar con lo que <demuestre> los documentos, pues sin éstos, no

historia veraz. de los pueDe modo que este trabajo histórico pretende rescatar la vida cotidiana a un archivo que blos del hoy departamento de lca, por lo que básicamente se ha recurrido
recién esta siendo <descubierto> por los investigadores nacionales'
que custodia doMe refiero al Archivo Arzobispal de Lima, importante repositorio información refe' existe cumentación mucha de ella inédita. Se tiene la idea errada que sólo información demográ<curas>>, lo que es cierto, pero incerta en ella, hay una gama de rente a De igual manera, puede fica en sus legajos de Estadísticas Parroquiales, Curatos, visitas, etc.

pueblos en legajos de capítuencontrarse información sobre la economía y sociedad de los etc. los, Inmunidades, causas civiles, causas criminales, cénsos, capellanías, la zona de nuestro estuLa recuperación demográfica nacional, es corroborada en los sacerdotes pafa una dio mediante la ubicación de informes estadísticos elaborados por captación de los servicios mejor administración de su religión y por cierto,,para una eficiente en términos generareligiosos, cobro de diezmos y primicias. Los documentos demuestran,

un incremento les, un mayor número de nacimientos que fallecimientos, permitiendo

para revitalizar la ecopoblacionai constante durante el siglo XVIII que obviamente incidirá para los diferentes sectores de nomía regional mediante el ofrecimiento de fuerza de trabajo

,u

agricultura , industria artesanal, comercio, arrieraje' castas, en esta parte del Perú colonial, existe una componente blanco y esganla de todas ellas en diferente porcentaje, siendo minoritario el conservan un componente iundo en una relativa pari¿ad mestizos y negros. Ica y Chincha' el mestizos y negros sean estos esclavos o libres, se constituyen en

""ono*íu, el punto de vista de las Desde

indígena considerable, sector mayoritario, variando de valle a valle' del Perú colonial y Nos interesaba seber cuál era la composición racial en esta zona las castas con una interesancómo podrá apreciarse en el desarrollo del trabajo, existen todas de haciendas dedicat" p."sencia de mestizos producto de la movilidad'social. La existencia contingentes de das al cultivo de la vid'y azicat,explican la presencia de considerables y Nazca, cuyos propietarios csclavos, en especial en óhincha y algunas haciendas de Pisco en su mayoría, ostentas títulos nobiliarios' -co*o lógico deducir, la economía iqueña colonial so sustentan en la agricultura ", medianas propiedades y con la presencia avasa;;adora de grandes propietarios (hacendados) propietarios de parcelas (campesinos)'
s l)octor en Historia. Director del Instituto de Investigaciones Histórico - Sociales de la Universidad Nacional Mayor de San Ma¡cos'

Nu¡vr Srvres¡s

I

l0

zona del Pcrú Necesitábamos saber quiénes tenían el control de la economía en esta nós ha mostrado a una minoria noble representado por la famicolonial, y la documentación valle en lca y lia canillo y Albornoz en chincha, Rivera Dávalos en Pisco, Gonzales del Perú' Pero paralelaBorda en Nazca que hegemonizan y tienen el control en esta parte del poderosa nobleza regional terrateniente , van apareciendo famimente a la presencia de esta (Ica), que disputan su lias como Fernádez prada (Chincha), Del Mazo (Pisco), Bernales limeña que debido a sus bastas propiedades devienen hegemonía. A diferencia de la nobleza gestión directa de sus propiedaen-rentistas, los hacendados nobles de Ica colonial tienen la que atrae, compran casas aquí. Por ello, quizás, sea des, aunque como Lima es el foco el porqué en las capitales de esta región, no existan edificaciones suntuosas ' "o-p."nribl" de residencia de esta poderosa nobleza ellos prefirieron invertir en casa en lugur", "or¡o Chincha, pisco, Ica o Nazca les habrá parecido muy poco para la categoría que ostenLima.

taron.

saber cuántos soComenzaremos por donde debe empezar todo trabajo histórico: para explicarnos con mayor veracidad la dinámica mos en un determinado territorio es clave Pisco' Ica y Nazca' económico-social de una sociedad, para nuestro caso, Chincha,

II.- DEMOGRAFIA II.I.. CHINCHA
población total del Perú a fines del acuerdo a los censos parroquiales: áquí vive el l.T%o dela existentes, con predominancia período colonial. Congregando en su territorio todas las castas en Como es de prever, la mayoría de personas se ubica de negros tanto esclavo, Jo*o libres. Ica y Chincha los documentos trasuntan el caripo dedicadas a actividades agrícolas, aunque en por su personas entrantes y salientes, que puede ser explicado una activa movilidad de lo que sucede demográficamente activo comercio. pasemos a tratar con mayor detenimiento en Chincha. y de gente en condición de Chincha registra un considerable número de indígenas 1760 la población mayor sujeta a caresclavos' De acuerdo al informe del doctrinero, hacia

Amaneradepreámbulogeneral,Tazonadelcaesunadelasmenospobladasde

gurn*"ut"ryparroquialesascendíaamásde2000personasylamenordeTañosamásde en

parece atisbar un comercio activo 4000, indicador de su gran vitalidad poblacional. Nos poder hacer su padrón lo atribuía a que chincha cuendo ubicamos a un sacerdote que al no poner por ser vagos"'>r hay <...muchos entrantes y salientes que no se pueden chinchano?' <<enfiantes y salientes o que molestan tanto al sacerdote Quiénes son estos similar en otros documentos pero se La información es escueta y no hemos encontrado algo de sus lugares de origen para venderlos o puede especular que ,"u g"n," que trae productos de lugar en lugar buscando dónde vivir. truequearlosen cbincha: I gentá que deambula hala medida que lá consolidación y expansión de las Esto último no puede d"r"u'rtarr" "n consecuencia las pérdidas de las parcelas campesinas ciendas, tienen que haber traído como emigrar de sus pueblos de origen para y, en ese sentido, muchos campesinos hubieron de tiene que haber sido uno de estos lugabuscar nuevos lugares dónde establecerse, Chincha
res.

l.

A.A. Estadísticas Parroquiales legajo

I

23 - 08

- 1760

Nunv¡Slnrrisls

Ill

La ciudad de Chincha, salvando las distancias tiene que haber sido un <<hormiguero> de personas que se agolpaban en sus calles y mercados atraídos por la pujanza de sus campos dedicados al cultivo de la azúcar y vid. Es aquí donde se ubica la riq ueza de la región chinchana y son los esclavos quienes crean la riqueza. Cierto que al interior de las haciendas hubieron mestizos e indígenas pero lo predominante fueron ros escravos:

CHINCHA ESCLAVOS:1760
Hacienda Hacienda Hacienda Hacienda del Conde de Monteblanco de la Condesa de Dávalos de la Compañía de Juan Hidalgo Cervantes 300 124

206
31

Fuente.- AAL. Estadisticas Parroquiales Legajo I.

Alejandro Reyes Flores. <La nobleza limeña terrateniente> 1750-1820. Universidad Nacional Mayor de San Marcos 1989:(mimeo). El cuadro precedente demuestra la presencia hegemonizante de la nobleza chinchana que sustenta su poder en tiena y esclavos, como suscede enLima2.Al lado de esta poderosa clase trerrateniente noble, van apareciendo otras familias, que sin exhibir títulos noLiliarios, van infiltrándose en la propiedad sobre las tierras. Aquí en Chincha, por ejemplo, a mediados del siglo XVI[, hay un señor Litardo sin mayor lustre en su apellido y, sin embargo, tiene 60 esclavos. De igual manera a fines de siglo XVIII aparece la familia Fern ándezprada poderoso corregidor que compra la Hacienda Larán cuyo resumen económico puede verse en el siguiente cuadro: HACIENDA LARAN VALOR I8O8
Tierras, esclavos... Tasación de la casa Costo del estanco 383,937 ps. 17,389 ps. 93,614 ps. 494,940 ps.

2.

1.4.4. Estadísticas Parroquiales Legajo I l3-08-1760.

Total

El valor del Larán sin los descuentos de censos y otros, es de 6g9,576 ps. Los 491 esclavos del Larrán tignen un valor asombroso de 174,800 ps. Qué sector de la sociedad peruana colonial podía exhibir tamaña riqueza expresada en hombres y tienas? El valor de la Hacienda Larán era similar al giro comercial de 60 comerciantes limeños de la época. La riqueza en Chincha y en toda la región que estamos analizando se encuentra en el campo, en sus haciendas dedicadas al cultivo del azúcar, vid y pan llevar. En el siglo XVI[, el sistema hacendario se encontraba consolidado en Chincha Baja, lugar de feraces tierras y agua permanente,mientras que la pequeña propiedad campesina, había sido desplazada a Chincha
?.

Alcjlndro Reyes Flores." La Nobleza Limeña Tenateniente " t750 - I g20.

lJnivcrsidud Nacional Mayor de San Marcos .1989. ( mimeo ). Nrnvn S¡vlrsrs I l2

división y repartición de la geografía Alta, Lugar¡[e pampas y con difícil acgelo al agua. Esta qué los conflictos por tielras no se verificaron chinchana nos puede dar la explicación del por

conlacontinuidadyagudizacióncomoenotroslugares'Noobstanteestadifusavecindad

no se aisló de la realidad circundantc' con el sector de los btancos, el campesino chinchano mediante la venta de su excedente de prose vinculó con la <República de los Españoles> ducción y de su trabajo de las haciendas'

I.2.-

PISCO.-

considerablemente en |os últi. Globalmente, la población de Pisco se incrementa nuestros estimados, un 1007o. Qué ha sucemos 30 años de vida colonial, alcanzando según de los esclavos al interior de las hacicndas' dido? Lo primero que se observa es un aumento explicableporquelosdueños,anteunademandasostenidadelaproduccióndesushaciendas

invirtieronenlacompradepiezasdeébano.Demodoqueelaumentopoblacionaldecscla- de todas las haciendas de Los Valles vos fue externo y no interno. Salvo raras excepciones

sus esclavos pero caucato lo hizo en más chunchanga, Polán, Hoyas o Pisco incrementaron esclavos si damos crédito aun viajero inglés de l0 veces entre 1778 i lS llegando a 1000 pues l8 13, Caucato tenía 740 esclavos que la visitó por esos aRts. Esta cifra puede ser cierta,

completo: siendo la más grande en el Perú' He aquí un cuadro

PISCO POBLACION TOTAL
1778 ESPAÑOLES
179

1790

202 950

MESTIZOS

264
64

INDIGENAS MULATOS
ESCLAVOS

t64
161

392
776

994

TOTAL
Fuente .- AAL. Estadísticas Parroquiales Legajo

r,675

2,471

I y 3'

.En primer lugar, en el rubro españolcs Algunas presiciones con respecto al cuadro anterior participación a nivel nacional; ll a 12 %'' están considerados los criolios, coincidiendo su tierras, monopiiza los altos carg<ls Este es el sector de la sociedad que tiene las mejores administrativos y el comercio mayorista' . pues su aumento El sector de los mestizos se nos muestra como una enlgma la información esta alli en los poblacional en apenas 12 años nos parece exagerado.Pero podemos encontra¡la en los matridocuemntos de los piírrocos. una explicación documental
Nuev¡ SrNrFJls
I l'1

monios; de 40 matrimonios que hay en 1778, pasa a 105 en 179},reglejándose en el aumento de cinco veces en los niños. Aunque, no podemos decartar la posibilidad de que un buén número de indígenas optaron por " amestizarse ", con la finalidad de eximirse de las cargas que el sistema les imponía ( pago de tributos ). De todas formas, los mestizos constituyen un sector importante y dinámico en la población de Pisco. Huamay un pueblo al Este, camino a Ayacucho, nos denuestra también la presencia del sector mestizo muy superior en número a las otras castas a exepción de los esclavos:

HUMAY POBLACION 1777
ESPANOLES MESTIZOS

ll
90

3Vo

28Vo

INDIGBNAS MULATOS
ESCLAVOS
Fuente : AAL. Estadísticas Parroquiales Legajo

4l
32

l2Vo
9Vo

T&

48Vo

II

Los " indígenas " en Pisco se encuentran en minoría con relación a mestizos y negros pues no obstante su fuerte crecimiento porcentual, en el total de la población apenas si pasan de 4Vo en 1776 aTVo en 1790. La baja población indigena se relaciona con las pocas tierras que poseen, arendándolas a otras castas y optando por la pesca o el trabajo artesanal. Sin ser decisivo, el Clima puede haber influido a una baja presencia indígena en Pisco, pues se ha encontrado testimonios de campesinos de Yauys que se oponen a bajar a Pisco por ser " ... opuesto a su naturaleza..."3. El único sector que disminuye sustancialmente es el de mulatos, pues de una participación porcentual de 24Vo en 1778 disminuye a JVo en 1790. La explicación ? Dificil de darla, pero podremos exponer algunas ideas. En primer lugar , llama la atención que Pisco sea el único lugar donde los mulatos disminuyen, cuando en otros valles aumentan, por lo que no puede descartarse una fuerte emigración como causa de su disminución. El
amestizamiento de los mulatos puede haberse dado por el crecimiento explosivo de los mestizos' De todas formas, debe ahondarse las investigaciones sobre este sector de la sociedad colonial peruana que permanece en la penumbra. Los esclavos mantienen su presencia mayoritaria en Pisco a fines del siglo XVI[, aunque amagados por los mestizos y disminuyendo levemente su participación porcentual de un 48Vo en l'I'18 a 4l7o en 1790. Pisco es una zona preferentemente agrícola, de modo que la gran cantidad de esclavos se explica por la existencia de medianas y grandes propiedades en el campo. Observese el cuadro Humay con el 4BVo de esclavos. Asimismo, las haciendas en Pisco explican el número de esclavos hombres que superen en cuatro veces al de las mujeres observándose un número reducido de piírvulos esclavos, pues de 327 matrimonios de esclavos de 1790, sólo se registra 196 niños, los que es una tendencia a nivel nacional, pues la tendencia a nivel nacional, pues la familia esclava es reducida. Los amos interesados en que sus esclavos tengan un mayornúmero de hijos,
3.

AGN. Derecho Indigena. Cuad. 187. fs. l8

v.

Nurv¡ Sr¡¡res¡s I 14

cada vez que una de ellas salía <<preñada>>, se le cúidaÉa y cuando <<paría> había una sobrealimentación con <gallina>> por algunos meses. Se da el caso que algunas esclavas llegavan a tener hasta seis hijos y sus amos en retribución por su prolificuidad, les concedían la libertad. En el cuadro siguiente puede apreciarse la distribución de los esclavos por edades en algunas haciendas del Valle de Pisco:

PISCO ESCLAVOS EDADES: 1778

HACIENDAS LaCruz
San José San Juan

I-15 16-50 51-60
9
5

60-+

TOTAL

l4
I
J

l0
29
3 1 J

34 48

2

47

t7

9'I
9

Vallejo
Santa Cruz

6

t4
10

3

8

32 29 30
87

Villacuri
Chongos Caucato

l0
J

6

7

t9
44
180
55Vo

I t2
46
l2%o

26 94

)
25
770

345

PORCENTAJE

22Vo

A excepción de San Juan y Caucato, que se acercan al centenar de esclavos, que no debe desdeñarse , pues en Lima, Trujillo, Chancay, también ese es el promedio . Otro hecho que puede ser comparativo es el siguiente: en el Caribe región abrumadora presencia esclava, las haciendas o plantaciones también tienen un promedio de 30 a 50 esclavos. Lo destacable es la presencia de un 55Vo de esclavos jóvenes con capacidad de
trabajo en las faenas del campo o maduros, para dedicarse a actividades de dirección o
artesanales. De igual manera hay un respetable l2%o de esclavos <viejos>> que casi se encuentran al margen de la producción , ocasionando a los amos perjuicio económico. Hay esclavos yesclavas que llegan incluso a los 90 añosn se encuentran achacosos, viven de limosnas y cuando se realizan inventarios de las haciendas, aparecen sin precio con una raya.

II.3.- ICA
En Ica también existe una considerable cantidad de indígenas, aunque es difícil determinar cuántos son los originarios y cuantos los forasteros pues las estadísticas no hacen esa distinción. De todas formas, el siguiente es un cuadro que demuestra la cantidad dc indígenas por su estado:
Nurvn Sr¡¡rnsts I l5

'*-ICA INDIGENAS
Ilomb.
CASADOS 666
JJ

1778

Muj.
666

Total

$n
173

VIUDOS
SOUTEROS

t40
513

7ll
442 1852

r224
883

NIÑOS

44r

t'760

3612

Fuente.- AAL. Estadísticas Panoquiales' Legajo | 1778 sociales debido Ica es una zona altamente sensible para que se produzca conflictos que presionan por obtener tierras que les permitan manal considerable número de indígenas colonial' Mas aún' la tener a su familia y cumplir con las obligaciones fiscales del Estado tierras torna más difícil la estabilidad social presencia de indioi solrc;os que van u "iigit ubicados en Tinguis, Llauca , curis, san José y que en enesta zona. Los indios forasteros una mayor cuota de ten1783 eran mucho más numerosos que los originarios , adicionaba sión social. la mayoAunque los documentos no mencionaban la procedencia de los forasteros, había hido acompañaría debe venir de Ayacucho, región donde la expanción de la hacienda obligando a la emigración campesinaa. Cierto que Ica y su da con el uso de la violencia, la agricultura' campiña tienen un desarrollo económico más diversificado, conjugándose arrieraje, ofreciendo a sus residentes una mejor posibilidad de comercio, trabajo artesanal, sobre fallecimientos subsistencia, que se refleja en un interesante superávit de nacimientos las epidemias seguían diezmando a la población: no obstante que aún

ICA 1780 - 1789

Nacimientos Fallecimientos
Españoles

Mestizos Indios Negros Libres
Esclavos

330 998 546 505 276

l9l 227 346 2M 185
1,149

+ 139 +171
+ 20O

+305

+

9l

2,655
Fuente .- AAL. Estadísticas Panoquiales. Legaio 4'

+1,506

son los más demográficamente, mientras que los esclavos, por las condiciOnes de trabajo
08 - 03 4. Alejandro Reyes Flores. Imágenes de Ayacucho colonial. El observador. Nunvl Srvrtsrs l16

En lca como en Pisco, los mestizos se convierten en el sector más dinámico
- 1984.

débiles. De igual'manera también es el sector indígena y español que demuestran un alto
porcentaje de mortalidad en los diez años de muestra. Puede ser atribuído a alguna epidemia.

II.4.-NAZCA
Nazca y Palpa son las más extremas de la región de Ica, se caracterizan por la existencia de una mayor aridez de su suelo pero ello no es óbice para la presencia de todas las castas comop puede apreciarse en el cuadro siguiente:

NAZCA POBLACION 1778

l.

Casados

H
Españoles
28

M
24 24
13

H
f
8

M
6
8

H
24 36 23 94 86

Mestizos Indios Negros Libres
Esclavos

30

l6
r06

3

t7

7l l6

t7
2
21

2

MH l7 43 26 39 127 56 45 31 25
142
159

M 30 19 486 50 16
ll9

TOTAL
r75
189

444

r95
1.0899

TOTAL
2. Viudos

r97

148

40 263

3. Solteros
4. Niños

Fuente.- AAL. Estadisticas Parroquiales. Legajo

1.

Como puede apreciarse en el cuadro de la ciudad de Nazca, sucede un hecho demo-

gráfico suigeneris, y es el relativo al alto porcentaje de gente blanca muy por encima de la media nacional de lOVo, aquí es de 18Vo demostrando una vitalidad demográfica singular, que se refleja en la presencia considerable de niños. En cambio, no sucede lo mismo con los
mestizos, que en otras zonas son los más numerosos, aquí en Nazca sólo superan a los indios y su vitalidad demográfica no es tan elocuente si consideramos a los niños. Los indígenas mantienen su perfil bajo, representado apenas un 8Vo del total de la población. De igual modo, la presencia de 11 niños nos esta demostrando su baja vitalidad demográfica. Los mulatos, zambos y negros libres corroboran su importancia poblacional al ser los más numerosos y demostrar una fuerte vitalidad demográfica con la presencia de casi un centenar dc niños. Lo que llama la atención es el mayor número de negros libres casados que no sc relaciona con las casadas, ello significa que sus esposas son de afuera y que no han siclo consideradas en el censo, pero de dónde son? a qué casta pertenecen?. La documentación estudiada no corresponde a esta interrogante por lo que hay que cruzar información con otras líneas de documentos. Los esclavos se encuentran en una mejor posición en relación a las otras zonas, pues tienen un altoporcentaje de gente joven, en especial solteros y de igual modo un respetable número de niños.
Nuav¡ SI¡¡rssrs

ll7

El número considerable de esclavos en la ciudad de Nazca puede explicarse

en

parte, por la presencia de un buen número de gente blanca y también no puede descartarse el hecho que se da en otros lugares pero sin exagerarlo- de la propiedad de los esclavos por otras castas. Aquí en Nazca no será raro encontrar una investigación más exhaustiva la existencia de mulatos o mestizos como dueños de algunos esclavos. De todas formas, toda la región de Ica, vive básicamente del campo, de la producción de sus haciendas, de la parcela campesina, del trabajo de esclavos, indios, mestizos, negros libres y blancos. Así tenemos que todos los esclavos que vivían en la ciudad de Nazca, no superaban a los 201 esclavos que todo un pueblo. La población total del Perú por esos años debe estar bordeando el millón de personas e Ica, zonade nuestro estudio, apenas si tiene 17873 habitantes que difiere considerablemente de las cstadísticas que existen en el Archivo General de Indias que es de 21179 (John R. Fisher: 274).De todas formas, miles más o menos, lo cierto es que esta población iqueña estaba organi zada para producir.

III.-ECONOMIAY SOCIEDAD EN ICA
En el siglo XVIII, la estructura agraria en lazonade Ica colonial, estaba consolida-

nobiliarios, por lazos familiares ymatrimoniales con la nobleza limeña, sector hegemónico en la ligados sociedad colonial peruana. Cierto que existe una difundida presencia de medianas propiedades, pero lo que resalta es que las grandes haciendas pertenecen, como se ha dicho a un núcleo de nobles que controla la economía, la sociedad ubicándose en los altos cargos burocráticos, militares y en el cabildo. En suma, esta minoía es la que domina la economía y la sociedad en esta zona del Pení en una compacta alianza con la nobleza limeña. Resulta claro que el poder que tiene la minoría de nobles surge de la propiedad que sobre sus haciendas y esclavos. Aquí se produce azicar, vinos, aguardientes, se cultitienen va panllevar vendiéndolos en las ciudades, centros mineros u obrajeros. Familias como los
da en torno a un pequeño sector de grandes propietarios, en su mayoría, con títulos y Albornoz Marqueses de Monteblanco, dueños de San José y San Rejis en Chincha, Dávalos de Rivera Condes de Casa Dávalos en Pisco, Los Gonzáles del Valle Ma¡queses Los del campo Ameno en Ica, los Borda y Rayo en Nazca, nos puede dar un ejemplo de la presencia de una nobleza dominante en esta zona de nuestro estudio. Son estos los que dominan desde mediados del siglo XVIII hacia adelante, desplazando a otras familias que venían del siglo XVII como los Sánchez Rebata, Guerrero, Sifuentes, de la Mata y Aro y otros' Cierto que aún sus descendientes tienen alguna presencia económica y social, pero ya no son

Canillo

los que dominan en la zona, han sido desplazados por la nobleza terrateniente provinciana que monopoliza las mejores tierras y tiene las mejores haciendas' Pisco es un ejemplo:

PISCO NOBLEZA TERRATENIENTE : 177E

HACIENDA
La Floresta
San Jerónimo

DUENO
Marqués de Sari Miguel Marqués de Casaconcha Marqués de Azurza

Nta. Sra. del Rosario
fr¡usy¡ g¡ñrE5¡5 I

l8

Existen otras familias que se encuentran íntimamente ligados con estc núclco dc nobles como los Salazar y Muñatones dueños de las haciendas San José del Valle y Palto. Dc igual manera, algunas grandes propiedades pasan a poder de otros nobles. La hacicnda La ñloresta, que en el siglo XVIII había sido del Conde de San Miguel, en 1812 pcrtcnecía al influyente noble limeño y agitador revolucionario, el conde de la Vega del Rhen.
Sería exagerado de nuestra parte de sólo privilegiar la presencidde la noblcza como propietaria omnímoda de las tierras en esta parte de la costa central sur del Perú. A f ines dcl

tigto XVm van apareciendo familias que sin mayores títulos nobiliarios, van acccdiendo a sei propietarios de tierras. Don Silverio Bernales en ll78 es dueño de la hacienda San

José José(Pisco) con 111 esclavos; de igual manera caucato es comprada en 1714, por Don a inici<; del siglo Castro y Bermúdez en 144,126ps. para pasar a poder de la familia del Mazo XIX; en Cincha aparece la familia Fernández Prada de quien hemos hecho ref'erencia como dueño de la hacienda Larán. No obstante los cambios de propietarios en la estructura agraria iqueña, la nobleza propiedad siguió teniendo el control de las mejores tierras' Cierto que la transferencia de la pero no puede exagerarse sobre la tierra se da en esta zona, lo que no es ningún descubrimiento, de dueños conshasta afirmar que: <Durante el período colonial, las propiedades cambiaban propiedades las tantemente>s. Con las excepciones del caso, son las pequeñas y medianas En 1795 la hacienque cambian de dueños y tampoco podemos decirque en forma constante' en daelCanizalen Pisco, fue valorizada en 12,500 pesos6 para ser rematada; años atrás 12,075 pesosT; cuando la 1747,lahacienda Changuillo ubicada en Nazca era rqmatada en de la misma hacienda tenía buena infraestructura y una respetable extensión, la valorización hacendados o comerciantes y era mayor y por tanto estaba fuera del alcance de los pequeños 1782 la hacienda San eran lÁ pód"roro, del lugar quienes la compraban. Por ejemplo, en Alarcón y Manrique, con 190 Francisco ubicada en Pislo y que había sido de Don Justo tóO,il¡O pesos adquiriéndola un poderoso lugareño Don Nicolás hectáreas. fue avaluada

de Salazar Castejón Y Zárate' por el sector Incluso, las pequeñas propiedades agrarias también eran compradas fue disputada por connotadominante en esta parre áel Perú colonial, la hacienda ElCanizal y Sifuentes ganando al final' dos personajes como José Nazario de Umrtia, Andrés Cavero (debe ser el que Gabriela Ramos José García de Algorta miembro de la Orden de Santiago Si bien es cierto que la llama Juan de Algosta Superintendente de Temporalidades pág. S2)' en lca, ya a fines del siglo XVIII nobleza aún mantiene el control de la economía y sociedad el poder' Estos nuevos se observa el surgimiento de familias que comienzan a disputarle de los nobles, aspirando a tener terratenientes, unidos a comerciantes' amagan la hegemonía Ica se encuentra convulsionada por una mayor cuota de poder. Por estas décadas la ciudad de liderada por el Marqués de Campo la elección del Alcalde de españoles. La nobleza iqueña por el Sacerdote de scr Ameno y un sector de miliiares y comerciantes fue denunciado por pleitos e intereses de f'ami.(....miembro del partido vencido y mis antiguos enemigos
lia...>8.
Los obrajes de vidrios en 5. Gabriela Ramos "Las manufacturas en el Perú colonial. y XVIII. HISTORICA Vol' XIII No I Julio de 1989' P6Le'75' los siglos

"n

XVII

6. 7.

AAL. Causas Civiles, Legajo 214 fs. 50 v AAL. Causas Civiles, Legajo 186. l'145 - 17ü fs' 8. AAL. Capítulos. Legajo 50 fs.21

ll'
Nunv,r StNtllsts I

lt)

Qué hay detnis de este enfrentamiento en Ica que a decir de un testigojamás se ha

visto <igual revolución>. El Sacerdote, Vicario de San Jerónimo de Ica y Comisario del Santo Oficio de la Inquisición, que no era poca cosa, tenía sus seguidores como la familia Uría que en el siglo XIX adquiere predominancia en lca. El cura Bernales era acusado de trabajao... proque los Alcaldes y demás empleos de la República sean sus hechuras>e, ya
tenía a dos sobrinos como Regidores en el Cabildo de Ica y pretendía que uno de sus allegados adquiera la Alcaldía. Es un efrentamiento tan enconado, que motivó la intervención del Arzobispo y los subdelegados para calmar la situación convulsa, pero la situación siguió tensa, con posiciones polarizadas de los dos bandos y que alforó cuando comenzó a convulsionarse el Pení por los sucesos que se desarrollaban en España: <En Ica los Alcaldes ordinarios desafiaban abiertamente la autoridad del subdelegado en 1810, negándose a permitir que su nominado ejerciera la autoridad en la ciudad en su ausencia. En su lugar, insistían, la administración debía Ser controla& por el Cabildo>ro. eué hay detrás de estas luchas al interior del sectu dominante iqueñe por et control del Cabildo? A quién representa el Vicario Bernales que declara ser español y qué intereses defiende el marqués del Carnpo Ameno? No lo sabemos, pero lo objetivo eraque en Ica los que <<mandaban estaban divididos> en los umbrales de la guerra por Ia independencia que se veía venir. Esta nobleza iqueña terrateniente cuenta con una serie de recursos que le permite solventar sus gastos. Además de la tierra que es la base de su economía, ostentan cargos burocráticos como el marqués de Campo Ameno que en 1773 era Corregidor, de igual manera los Carrillo y Albornoz, y el Marqués de Casa Dávalos en 1732. También deben encontralse ostentando los más altos cargos en los Cabildos. Por otro lado, sus haciendas eran utilizadas como garantía para solicitarpréstamos que les permitian hacer inversiones en otras haciendas o en las suyas. En 1746 el general Juan Dávalos de Rivera Conde de Casa Dávalos con haciendas en Chincha, otorgó poder a José Jimenez, residente en Lima, para que obtenga entre 8 a 10 mil pesos, poniendo sus haciendas y bienes como garanlar. Qué mejor garantía que una hacienda con esclavos, buenas tierras, trapiches, alambique, etc. El lugar mris seguro para invertir el excedente de capaitales que generaba la economía colonial fue la tierra, en especial las haciendas. Un ejemplo por analogía lo tenemos en la venta de 20O botijas de aguardiente que hizo en 1816 Doña María de Salazar y Sancho Dávila, dueña de la hacienda Manrique (Valle del Cóndor Pisco) y que le significó la suma de 2,640 pesos equivalente a la sexta parte del precio de la haciend a el Carrizalt2. Thmbién existe en esta zona, la pequeña propiedad que como es obvio, no esta en condiciones de competir con la producción hacendaria. De todas formas, la parcela produce por el trabajo familiar campesino que en esta zona se encuentra ampliada a una variedad de castas: negros libertos, mulatos, zambos, zambaigos, mestizos e indígenas originarios o forasteros. En Ica especialmente, se siente desde inicio del siglo XVIII, la presencia de los indios forasteros que son conocidos como yanaconas y se ubican en los pueblos de Curis, Tingo y San José, precisamente un sacerdote dice: <porque los pueblos referidos agregados

9. AAL

idem. fs. 6 v. " Gobiemo y Sociedad en el peni colonial el Régimen de las Intendencias, 1784 - l8l4 " P.U.C.P. 1981. pág.213 I l. AGN. Notario Estacio Meléndez, protocol o 374 fs. 1,219. 12. AcN. Notario J. de Villafuerte protocolo l0lg fs. 722. NuEv¡ Srvresls 120
10. John R. Fisher

á'

las dichas estancias, se componen, se han compuesto siempre de indios yanaconas>13. Pero hay que tener cuidado porque en la denomianción de <<indios forasteros>, estrín incluidos zambaigos, cholos e indios y que desde principios del siglo XVIII, comenzaron a poblar algunos lugares iqueños,creándose animadversión y recha2o de parte de los indios originarios. En l'l79,los forasteros consiguieron mediante el pago de 7ps 3 rr. convertirse

en originarios significando un ingreso adicional a la Corona de 4,089 ps. 7 rr. por los 53ó forasteros que se empadronaron. Además, al ser consignados al Curato de Santa Ana pagaron al Sacerdote por razón de primicias 8@ ps. al año. Sin embargo, la rivalidad originarioforastero subsistió, pues en un informe evacuado por el sacerdote del lugar decía que los indios de Hanan y Lurín son <enemigos capitales de los yanaconas>>. La división y enfrentamiento entre originarios y forasteros en Ica, debilitó su respuesta frente a la política de usurpación de tierras por parte de los hacendados. Los originarios a fines del siglo XVIII se encontraban casi sin tierrasl4, y los forasteros fueron arrinconados en lugares de tierras eriazas como Mahoma, Cerro Blanco, Chanchajaya, etc, No obstante esta división de los pequeños propietarios, por su cantidad, falta de tierras y el sistema opresivo colonial que los hacía belicosos, crearon zozobfa en el sector dominante, temiéndose levantameintos, por ello puede explicarse que en la ciudad de Ica, la mayoría de sus gentes notables osténtan grados militares. También buen número de comerciantes y artesanos son milicianos. Porqué tanta r.nilitarización en Ica? He aquí una muestra
de hacendados militares en lca:

ICAHACENDADOS

srcl,o xvm

MIL'ITARES

:

Gerardo Cuerrero Tomás Farfán de los Godos Tomás de Santa Cruz Mateo Ramos de Peralta

Melchor de Mata y Aro
Francisco Hernández de Paz Eulogio Angulo del Aguila Marcos de Sifuentes Bernardo Díaz de la Tone
Tomás Ausejo y Martínez Rafael de Salas José García de los Reves

La presencia de tantos militares en Ica también puede explicarse por la abrumadora presencia de esclavos y negros libertos que demuestran una belicosidad exagerada. Las fugas, las riñas, los intentos de asesinatos e incluso la consumación de los mismos tiene cn vilo a los Írmos y a sus servidores más leales: mayordomos y caporales. En l74l en la Hacienda del Convento de San Agustín de Ica, cuatro esclavos se pusieron de acuerdo para

13.AAL.CuratosIcaAños 1700- 1796fs. I
14. Alejandro Reyes Flores.

v.

Central

l6f)- l8l0).

" Contradicciones en el Penú Colonial ( Región San Marcos I983. Pígs.124-25 -26.

Nuav¡ Srnrr,srs

l2l

cotidiano en lca,producto de la disigual distribución de propiedad la sobre la tierra que arroja a muchos de sus integrantes al robo, pillaje o bandolerisÁo. Sin embargo, la documentación no refleja una crisis generalizada en la economía hacendaria, todo lo contrario, las haciendas se ven potenciadas con un mayor número de esclavos a medida que vamos concluyendo el siglo XVI[, se observa un interés en invertir en la compra de haciendas, en realizar obras de infraestructura, como la inversión de 90,000 pesos en un estanque de agua que hace Don Claudio Fernándezprada en su hacienda de I arán, lo que puede explicarse por una mayor deman da de azúcar. cierto que en algunos años existen quejas de baja de precios o dificultad en la venta de aguardientes, vinos o azúcar, pero ello es debido sobre todo a causas externas motivadas pÑu gu"rru europea. Tuvo a conocimiento San Martín de esta situación de fractura y enrrentañiento al interior del sector dominante iqueño; de la tensión que se vivía de falta de tierras para los incampesinos y la presencia de una considerable "onr""uencia "orno masa de mestizos, esclavos y negros libres? Esto hizo propicio que san Martín desembarcara, precisamente, en paracas en 1820? Aunque Ia respuesta a estas interrogantes escapa al período de nuestro estudio, la inquietud esta planteada.

lo acabamos"'>> dice el autor del asesinató de la manera más natural. La violencia es un hecho

matar al mayordomo por abusivo y una tarde después de emboscarlo, uno de ellos : <le tiró un lampazo que se le encajó detrás de la oreja y entonces corrieron todos juntos y
a

lampazos

ARCHIVOS ARCHIVO ARZOBISPAL DE LIMA. AAL
CAUSAS CIVILES Legajo204
Legajo 205

Años 1780-1783 Años 1784-1785
Años 1785-1787

Legajo2M
Legajo2OT Legajo 208

Legajo209
Legajo 210

Años 1787-1788 Años 1788-1789 Años 1789-1790 Años l79l
Años 1792

Legajo2ll Legajo2l2 Legajo2l3
Legajo2I4
Legajo 215

Años 1793 Años 1794
Años 1794-1795 Años 1796-1797
Años I 798

l*gajo216
Legajo2lT
CURATO

Años 1799

Ica ITOO-1796 Expediente det I 2- I I - I 786

VISITAS
Ica Expedientes

XVI[.

Nuev¡ SlNrcsrs 122

INMUNIDADES
Ica Expediente

VIII y XIV

ARCHIVO GENERAL DE LA NACION .AGN.
DERECHO INDIGENA
Yauyos, cuad. 187, 1700 <Autos que siguieron los indios de la Provincia de yauvos. contra Don Juan Bautista de Oquendo, Conegidor y Justicia Mayor...>

NOTARIOS
Francisco Estacio Meléndez protocolo 374 año

lj46

BIBLIOGRAFIA
FISHER, John

l98l
RAMOS'

R.

<Gobierno y Sociedad en el perú colonial. El Régimen de las Intendencias. 17g4 - lgl4.> pUC.
<Las manufacturas en el Perú colonial. Los obrajes de vidrios en los siglos XVII y XVIII HISTORICA, Vol.XIII.No. 1,. Julio.

Gabriela 1989 983

REYES FLORES, Alejandro
I

1989

<Contradicciones en el Perú Colonial Región (Central 1650- I 8 I 0) Universidad Na-cional Mayor de San Marcos. <La nobleza limeña terrateniente. 1750- 1825"Universidad Nacional de San Marcos.(mimeo).

Nut;v¡

Srru rr

srs l2

I

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful