You are on page 1of 14

PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No.

6 • 2010 • ISSN 0124 - 3748

LAS FUENTES DE
INFORMACIÓN PERIODÍSTICA
EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA
Paola Vargas Jiménez
Magistra en Comunicación, Pontificia Universidad Javeriana. Docente, programa Diseño Gráfico de la
Fundación Universitaria Los Libertadores. paolavargas.j@gmail.com

Resumen

Abstr act

El periodismo es la principal disciplina responsable de
la construcción de la opinión pública respecto a la realidad nacional, y al ejercer dicho rol, de manera directa o
indirecta, se convierte en un “actor político”que interviene en los destinos públicos. De acuerdo a esta premisa
hay varios aspectos que revisar desde la lógica misma
del ejercicio periodístico, entre ellos las fuentes de información y el uso de géneros periodísticos como insumos
básicos de la creación noticiosa e incluso temas de la
realidad nacional como la Seguridad Democrática, el estado colombiano y los grupos al margen de la ley, asuntos que hacen parte fundamental de las primeras planas
de los periódicos nacionales. La prensa como eje fundamental de la formación de la opinión pública y dentro
de su naturaleza como institución, toma decisiones a la
hora de presentar la información, incluye o excluye noticias y personajes e incluso decide como presentarlos en
términos gráficos. Es importante considerar que todos
estos elementos afectan directamente la percepción
que el lector tiene de los hechos y de la realidad misma.

Journalism is the main discipline responsible for
the construction of public opinion in relation to
the national reality, and its practice becomes, directly or indirectly, a “political actor” that intervenes in public life. According to this premise, there
are several aspects to be revised from the logics of
the journalistic practice, among them the sources
of information and the use of journalistic genre as
a basic input for the creation of news and even topics of the national reality such as democratic security, the Colombia State and outlaw groups. The
press, as the central axis for the construction of public opinion and inside its own nature as an institution, makes decisions at the moment of launching
information, including or excluding news and characters, and decides how to show them in graphic
terms. It is important to consider that all these elements directly affect the perception that readers
may have about facts and reality.
Key words

Palabr as clave

Estado, Fuentes de información, Géneros periodísticos, Periodismo, Seguridad Democrática.

Democratic security. Journalism, Journalistic genre,
Sources of information, State.

*Grupo de investigación Comunicación, cultura y tecnología. Proyecto: “Manejo de las fuentes de información
en la prensa colombiana en el cubrimiento de la Seguridad Democrática”, 2009. Facultad de Ciencias de la Comunicación, Fundación Universitaria Los Libertadores.

102

géneros periodísticos. el auge comercial que tuvo este tipo de publicación se debió básicamente a que le brindaba a los individuos la posibilidad de expandir sus horizontes y de enterarse de información local. 17) y entre ellos de manera sobresaliente. como comenta Thompson (1998). 1990. en manos del periodismo se halla uno de los principales resortes de poder en lo que concierne a la configuración de percepciones e imágenes sociales. un impacto transformador en la forma institucional de los Estados modernos” (p. cultura y tecnología. p. cuyo ámbito de actuación es el de la influencia. la prensa. en la cual. el periódico La prensa ha sido uno de los medios de comunicación más relevantes e influyentes a través de la historia. fuentes de información. 10). “sin duda alguna. para gran parte del público no hay otra instancia a la que recurrir a la hora de organizar su conocimiento social que la que representan los medios de comunicación” (Ortega. La discusión crítica estimulada por la prensa periódica tuvo. brindaron un nuevo forum para dirigir el debate público. 103 . la opinión pública hace de mediador y donde el ejercicio periodístico cobra una preponderancia inusitada pues. 101). de lo que. El asunto central establece entonces la estrecha relación entre prensa y estado. 20). desde entonces y hasta ahora. La prensa escrita. Opinión pública que. pues desde su perspectiva “una democracia no puede funcionar sin un electorado bien informado” (En Van Dijk. su surgimiento se remonta al siglo XVII en Europa con el inicio del comercio de noticias. Esta intervención de la prensa en los asuntos del estado al que hace referencia Thompson ya había sido abordado con anterioridad. desde el punto de vista que interesa a la investigación y en la misma medida empezar a vincularlos. que suelen tener su correspondencia en las actitudes y comportamientos colectivos. se debe a que “entre la esfera de la autoridad pública o el estado. de una parte. que aparecen en Europa a finales del siglo XVII y durante el XVIII. a la larga. se conoce como opinión pública. 2006. Este ejercicio de revisión se emprendió con el objetivo de establecer los conceptos básicos que determinan cada uno de los campos. p. de la otra. no el de la conquista del poder institucional o su permanencia en él” (p. a la que de otra manera no tendría acceso y como consecuencia su papel fundador.1 1 5 JOURNALISTIC INFORMATION SOURCES IN COLOMBIAN WRITTEN PRESS Introducción E ste artículo presenta la síntesis y las conclusiones más relevantes. Seguridad Democrática. estado y guerrilla. política. Los temas que se cubrieron en la revisión fueron: prensa. Rosenblum por su parte argumenta que finalmente la relación que se genera corresponde a prensa-democracia. dice Borrat (1984) que la relación corresponde en mayor medida a prensa-gobierno. Proyecto que se viene adelantando en la Facultad de Ciencias de la Comunicación en su línea Comunicación.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA Paola Vargas Jiménez pp. 1 0 2 . respecto a la revisión bibliográfica realizada acerca de los campos temáticos implícitos en el proyecto de investigación “Manejo de las fuentes de información en la prensa colombiana en el cubrimiento de la Seguridad Democrática”. La configuración histórica de los estados occidentales ha hecho del periódico independiente de información general un actor político de existencia necesaria en todo sistema democrático. En ese entonces. argumentando que “el análisis del periódico como actor es indispensable en el análisis del sistema político del que forma parte. El análisis destaca entonces las relaciones del periódico con el centro de las decisiones de ese sistema: el gobierno” (p. En este mismo sentido. y la esfera privada de la sociedad civil y las relaciones personales. 11) Borrat (1984) plantea entonces al “periódico como actor político”. De hecho. según Thompson. periodismo. entendiendo como tal “a todo actor colectivo o individual capaz de afectar al proceso de toma de decisiones en el sistema político. emergió una nueva esfera de lo público: una esfera burguesa cuyos inicios en semanarios críticos y morales.

Según Habermas. 127) Martini (2001) por su parte argumenta que la relación prensa-sociedad es mucho más compleja. de esta manera otorgan carácter y estilo a la publicación. 34). dice Santos (1995) que “un periódico es el primer borrador de la historia. cabe anotar que en esta misma medida se vuelve un objeto de estudio interesante. “la selección y clasificación de los acontecimientos que serán noticia se apoya en los ejes información-sociedad en términos de necesidades y expectativas. dejándole a la prensa. antes que estimular el debate crítico” (En Thompson. 251). y de reconocimiento-realidad. se han ubicado dentro de las lógicas de la inmediatez. Dicho auge mercantil finalmente “alteró su carácter de manera fundamental: lo que una vez fue un forum ejemplar de debates crítico-racionales se convirtió en otro dominio de consumo cultural y la esfera pública burguesa quedó colapsada en un falso mundo de creación de imagen y gestión de la opinión” (Thompson. Hablando directamente del rol del periodista que cada vez se nota más complejo y exigente. El rol de la prensa ha tenido que modificarse de acuerdo a la dura competencia establecida por medios como la radio. p. 35) que han hecho que el enfoque de los periódicos y en general de los énfasis noticiosos. pues los periodistas como cualquier hablante. De ahí. si bien. 1998. El periodismo par a prensa El periódico se construye como cualquier información noticiosa. antes que un lugar privilegiado. (Van Dijk. y tiene que ver con los valores de noticiabilidad” (p. las características propias del medio terminan siendo sus principales determinantes. las responsabilidades de la prensa no solo se limitan al área informativa. desde la perspectiva de Neyla Pardo (2007) la principal función de la prensa es servir como agente “equilibrante para la sociedad y como lugar para la construcción del significado cultural que da sentido al comportamiento humano” (p. intenciones y objetivos” de la estructura que lo respalda. por un lado la información y la realidad y por otro lo que pide el lector y la publicación misma por su carácter institucional. p. 6 • 2010 • ISSN 0124 . 171). p. que de cierta manera es poco apreciado. sino la de presentarla más completa. una responsabilidad de informar en profundidad a un público que busca algo que los demás medios no ofrecen. la imagen y el espectáculo. López (1984) argumenta que “la misión del impreso ya no es salir velozmente a la calle a contar la última noticia. honestidad y transparencia el acontecer de las comunidades” (p. 32).PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. 328). que la prensa y el periodista cumplen un rol social aun más destacado. como argumenta Martini (2001). sin interrupciones. más explicada y analizada” (p. 1998. tienda hacia asuntos diversos y sean menos densos. la televisión y la internet. El asunto implícito es la ideología detrás del discurso y su capacidad persuasiva. en términos de verosímiles que constituyen la realidad cotidiana. “de varios fenómenos macroestructurales. 107). tienden a querer “cambiar la mentalidad de los receptores de un modo que sea consistente con las creencias. y dicha responsabilidad recae directamente sobre sus periodistas. Es innegable. Esta circunstancia quizá sea el efecto. la concepción de la política se transformó en imagen mediática con una intensa “preocupación por cultivar un aura personal. creciente protagonismo de la sociedad civil y aparición de nuevas agendas de problemas tanto globales como locales” (p. pues en el ejercicio periodístico. pérdida de credibilidad de los sistemas políticos y caída de los grandes relatos explicadores de la realidad.3748 Sin embargo. lo que sucede en el mundo. un compromiso. sin embargo. sin embargo. que si bien se han apoderado de la primicia. según Van Dijk (1990) más allá de analizarlos como actores sociales lo importante sería ver “de qué manera comprenden realmente lo que está pasando y cómo estas comprensiones dan finalmente forma a los textos periodísticos que ellos producen” (p. de su función de ser la memoria histórica de los pueblos. se deriva la obligación que tienen los periodistas de elaborar diariamente un producto que se ajuste a la verdad y que recoja con fidelidad. Esto pone de relieve el ejercicio periodístico como mediador entre polaridades. su ejercicio como actor político se vio acompañado del interés comercial que provocó. muy similar hoy a como se concebía en el medioevo. pues no hay otro sistema para registrar día por día. 2000. 104 Sin embargo. 106). reformulación del estado-nación con la desaparición de su función protectora del bienestar. con base en los discursos de realidad que elaboran los periodistas sobre los sucesos novedosos. .

instalar un orden en todos esos elementos” (En Quesada. lo hace más vivencial e involucra al lector como protagonista” (1995. pues hay que tener presente que la condición de no testigo que tiene el periodista lo hace depender enteramente de las fuentes y de la información que ellas le suministran de los acontecimientos. la crónica se cuela por la puerta de la narración para permitir al periodista incluir comentarios e interpretaciones con los que personalizar mejor su texto y destacar los elementos de interés humano que hayan llamado su atención. según Santos. p. significa poner en relación hechos. lo humaniza. privado o público. si el periodista carece de fuentes no tendrá manera de 105 . sobre los que posteriormente informa. el periodista dispone de otros géneros para presentar la información. Desde otra perspectiva. La crónica se define. entre ellos el informe especial. 45). la de entretener al destinatario con una narración literaria muy cuidada. personas. Por otra parte. p. que es un texto sencillo. p. es la construcción periodística de un acontecimiento cuya novedad.1 1 5 te informativo. Este género corresponde entonces al producto que surge de un ejercicio periodístico de indagación profunda sobre un hecho. que con estilo propio y manejo original del lenguaje cuenta un hecho que ya ha sido objeto de tratamiento noticioso. construida sobre la base de realidad de la que informa” (Quesada. 1919). desde esta perspectiva el reportaje constituye un relato periodístico descriptivo y narrativo. la entrevista. Montse por su parte lo describe como un género que cumple “una doble función: por un lado. una mayor flexibilidad en la narración de los hechos. por cuanto requiere calidad. 1995. p.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA Géneros periodísticos El pilar básico de cualquier tipo de periodismo es la construcción de la noticia. para que el lector lo conozca como si hubiera estado presente. 44). 44). 175). por otro lado. Es la reconstrucción minuciosa y verídica del hecho. escueto y eminentemen- Paola Vargas Jiménez pp. imprevisibilidad y efectos futuros sobre la sociedad lo ubican públicamente para su reconocimiento” (p. Por otra parte Santos (1995) la define como el “registro de sucesos recientes. el reportaje y la entrevista que se abordan con diferentes intencionalidades. que vista desde la perspectiva más reduccionista. profusión de datos y de fuentes de información. p. Narrar exige siempre saber más que los puros datos de un acontecimiento. el reportaje es concebido por el manual de redacción de “El Tiempo” como la “información redactada en estilo sui generis. basada en testimonios y vivencias. 1995. 45). desde el manual de redacción de “El Tiempo”. estableciendo que se trata del “texto final que el periodista redacta después de conversar con el entrevistado y aplicar unas técnicas específicas de interrogación. 2007. sin especulaciones ni fantasías. Sin embargo. la crónica. tiene una definición en la que coinciden Santos y Quesada. Por informe especial se entiende. que suministra elementos al lector para contextualizar los hechos de un tema de actualidad” (Santos. entender las cosas al lector como si este hubiera estado en el lugar del suceso” (p. donde el periodista trata de agotar las fuentes para mostrar todos los puntos de vista posibles de lo que sucede. que se destaca sobre un fondo uniforme. 2007. 122). 2007. Montse la define como “el texto periodístico que mejor se acomoda a las exigencias informativas de los sucesos diarios porque permite. Martini (2001) argumenta que en esencia la noticia es “una ruptura en cualquier ámbito. p. ordenada y coherentemente organizada de todos los acontecimientos que forman parte del suceso y. como el “relato descriptivo. 183). la de ofrecer una explicación completa. 1 0 2 . “el trabajo que resulta de una investigación en profundidad y presenta diversos enfoques sobre las causas y consecuencias de un hecho que afecta a la comunidad” (Santos. sentir. para ser manejados en breve tiempo y dentro de una extensión usualmente reducida” (p. como menciona Borrat (1984) este género trata de “hacer ver. Género especialmente exigente. Al respecto. pero que constituye el género periodístico más elemental. Las fuentes de información El aspecto transversal a todos los géneros descritos e incluso que se configura como el insumo básico del ejercicio periodístico mismo son las fuentes de información. El último género pendiente. tal como sucedió en la realidad. se asocia con declaraciones en torno a algún caso que haya acaparado el interés de la audiencia” (Quesada. en tanto que es género interpretativo. no es más que la divulgación de un suceso. establecer causas y efectos. 30). A diferencia de la noticia.

“la obtención de fuentes fiables. se percibió la falta de estudios o textos disciplinares que las aborden y que ayuden a unificar las clasificaciones posibles. 2004.3748 hacer su trabajo. grupos sociales o sujetos individuales y colectivos que proporcionan formas de conocimiento y maneras de entender. Sin olvidar que el número. capacidad de documentación. p. 2001. Sin embargo. dice él que el concepto de fuentes “designa a los individuos.. son “personas. sino una interpretación generalmente interesada y partidaria” (Ortega. p. grandes habilidades profesionales. por la cobertura geográfica que permite el grado de adecuación que ofrece y el tipo de información que presenta. la calidad y la diversidad de fuentes refuerza la credibilidad de los periodistas. como actores de la sociedad. López y Mercade (2007) concluyen. los grupos. Estos campos. facilita algún tipo de información a un periodista (. al momento de buscar bases bibliográficas que permitieran definir las fuentes de información con claridad.PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. 6 • 2010 • ISSN 0124 . “no proporcionan una mera descripción de lo acontecido. p. Camilo Tamayo (2008) aporta una definición un poco más específica. p. instituciones y organismos de toda índole que facilitan la información que necesitan los medios para suministrar noticias. Precisamente por las diversas intencionalidades que presentan las fuentes y en relación a la calidad de la información y a la ética del ejercicio periodístico. tienen la organización. 72).) También se considera fuente a todo depósito de información de cualquier tipo que sea accesible y consultable por parte del periodista” (En Martínez. aunque la bibliotecología particularmente. se ha encargado de construir nutridas taxonomías respecto a las fuentes de información dependiendo de diversas circunstancias. constituye una tarea prioritaria para el periodista que busca la realización de un trabajo de calidad. 2007. por esa vía. las asumen en términos de meras referencias. p. trasladando la inquietud al campo de las ciencias de la comunicación es posible encontrar algunas definiciones. de los medios y. donde son consideradas como “instrumentos de trabajo de uso indispensable para poder alcanzar la información que necesitan investigadores y usuarios de bibliotecas y centros de documentación” (Villaseñor en De Torres. si coinciden o discrepan y en que grado lo hacen. estilo periodístico en la construcción de mensajes. a partir de Mar de Fontcuberta y de Borrat. 19). Son las instituciones. 30). por tanto. 2007. De alguna manera entonces las fuentes le garantizan al lector que la información que le ofrece el periodista es veridica y contrastada. por lo tanto. que actúan con rigor y seriedad. 2006. pues “aunque el periodista disponga de buena información. económicos y culturales con los que el periodismo trabaja” (p. políticos. en la mayoría de casos. la legitimidad y el capital cultural para comunicar algo y. 106). 1999. a pesar de su importancia. tratar de influir en la agenda de los asuntos públicos que trata la información. la influencia de estos” (López y Mercade. calidad literaria en la narración y mucha intuición. 133). precisará de algo más: una buena agenda de fuentes” (López y Mercade. existe riesgo de que no facilite todos los puntos de vista . En la concepción del catedrático Pepe Rodríguez: “fuente es toda persona que. los aportes teóricos no son contundentes. que las fuentes informativas. se trata de un tema que en primera instancia se encuentra como propio del campo de la investigación o de la bibliotecología. p. de un modo voluntario y activo. de acuerdo al canal a través del cual circula o se transmite la información. “Los periodistas procuran disponer de fuentes propias que les permitan contrastar informaciones que despiertan dudas o en las que se presume un especial interés de quien la promueve y. 29). un término recurrente es el contraste que hace referencia a la necesidad de comparar la información que brindan. Pero paradójicamente. Sin embargo hay que considerar que las fuentes. 106). en primera instancia respecto a su procedencia u origen. Las fuentes de información son entonces absolutamente indispensables para el periodista y su ejercicio profesional. como fuertemente real (los hechos han ocurrido de este modo porque el relato de las fuentes lo vuelve legitimo)” (Martini. los centros de poder y a las instituciones que. si bien no definen las fuentes.. 17). al mismo tiempo. le permite al lector “la construcción de un espacio referencial percibido como actual (las fuentes están ahí y hablan) y. Esta información es de dos tipos: la que busca el medio a través de sus contactos y la que recibe a partir de la iniciativa de distintos secto- 106 res interesados” (p. más o menos estables (generalmente más interesadas cuanto más poder y mayor status tienen) que actúan sobre los acontecimientos sociales. excelente conocimiento de cómo funciona la compleja sociedad actual.

Tercero. Segundo. Santos (1995) argumenta que lo importante es que “la fuente u origen de la información aparezca siempre identificado dentro del texto que se redacte. de acuerdo con el editor. p. 33). El periodista debe procurar utilizar la palabra funcionario cuando se trata efectivamente de un empleado público. Con este artículo se da protección a las fuentes de información pues “hay un compromiso profesional que respetar. y el lector recibe un elemento de juicio de vital importancia que le permitirá deducir la credibilidad del dato” (p. las indagaciones propias de su oficio. tiene particular relevancia en el campo periodístico. Según Santos (1995). 2004. preguntarse si puede haber una razón oculta para que la fuente exprese las opiniones que está emitiendo. tales como -fuente sindical-.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA existentes y que el usuario tiene derecho a conocer. La importancia de citar la fuente en la forma más clara posible. a la hora de buscar elementos para generar una clasificación que aplique a las característi- 107 . art. Al tener más fuentes. Si por razones excepcionales ello no fuera posible. 65). 1991. p. 103). -eclesiástica-. 111). 2001. es doble: el periodista deja establecido con certeza de quién obtuvo la información. 1 0 2 . p. a pesar de que esto implique apenas la suposición del contraste y la generación de la supuesta confianza en la ética del periodista” (Martínez. permite la legitimación del medio como creíble y serio. les permite adelantar con mayor eficacia y sin prevención. 1991. ya que implica la reserva de las fuentes informativas. siempre que ello no descubra la fuente que ha solicitado no ser identificada. “La verificación de la información brindada por las fuentes es una cuestión que hace no solo al valor de la información que se va a construir sino también a las premisas éticas de la práctica periodística y a las cuestiones de orden legal.o -diplomática-.1 1 5 Aspectos legales en el país El periodismo es prácticamente la única profesión que está explícitamente amparada bajo artículos constitucionales. omitir la información. 91). encontrar quién la corrobore sin temor a que su nombre sea citado. p. para con las fuentes y para con la sociedad. equidistante de los intereses de las fuentes y que favorezca el interés de la comunidad” (López y Mercade. p. si bien este artículo “resulta aplicable a diferentes actividades según su naturaleza. los periodistas no suelen revelar sus fuentes. emplear. 34). preguntarse cuál es la razón de dicha solicitud” (Santos. art. sobre la base de la responsabilidad de los comunicadores. 91). 73). garantía ésta que. también existe otro artículo que pretende dar garantías al periodista. Desde el manual de redacción de “El Tiempo”. sin perjuicio de las responsabilidades que adquiere por sus afirmaciones” (Ávila. Éste surge o es corolario de la derogada ley 51 de 1975 más conocida como ley del periodista. 34). 2005. El número y la calidad de las fuentes del periodista resultarán determinantes para conseguir una información plural. Segundo. 2007. y evita las complicaciones de acciones legales por presuntas injurias” (Martini. en el caso de que pida no ser mencionada. 2004. -policial. En este mismo sentido “el periodista debe tomar las siguientes precauciones: Primero. otras formulas que se aproximen al máximo a establecer el origen (y validez) de los datos. Si el secreto profesional como derecho protege al periodismo para revelar la identidad de sus fuentes. Si bien el ejercicio mismo de la profesión está amparado. 74). Clasificación de las fuentes periodísticas Si bien no es fácil encontrar información respecto a las fuentes. 1995. el artículo 73 hace claridad respecto a que “la actividad periodística gozará de protección para garantizar su libertad e independencia profesional” (Constitución Nacional de Colombia. la calidad de la información a través del contraste. el periodista tendrá tres opciones. Primero. p. el artículo 74 establece que “el secreto profesional es inviolable” (Constitución Nacional de Colombia. en mayor medida. De alguna manera entonces “los periodistas están protegidos para reservar y es su deber incluso asegurar discrecionalidad a las fuentes. Paola Vargas Jiménez pp. Tercero. consagrada en el artículo 11: El periodista profesional no estará obligado a dar a conocer sus fuentes de información ni a revelar el origen de sus noticias. el periodista puede garantizar. el secreto profesional como deber moral protege a las fuentes de la decisión de los periodistas de ejercer el secreto profesional como derecho y de no revelar su identidad” (Martínez. establecer la idoneidad de la fuente sobre el tema de la información. Por ello. “la confrontación o cruzamiento de fuentes es una obligación del periodista” (p.

2001. como lo menciona Martini (2001). la tendencia indica que usualmente se privilegian las fuentes oficiales. lo cual implica. lo hace citando a Pepe Rodríguez quien “establece dos tipos principales de fuentes: las fuentes objetivas de los hechos y las fuentes subjetivas del periodista investigador. entre las denominadas fuentes de información. no en función de la habilidad de los periodistas. Esta cualidad de permitir el acceso a hechos que el poder quiere derivar a un segundo plano o al olvido. Por otra parte. por la naturaleza del acontecimiento analizado o por su propia calificación humana y/o profesional. las fuentes oficiosas se dividen en: a. en un sentido u otro. Por su parte. las fuentes de máxima accesibilidad comparten la característica común de ser las primeras interesadas en hablar con los medios de comunicación.3748 cas de la investigación. pero todas coinciden en su apresuramiento por identificarse adecuadamente ante los periodistas para que se les pueda atribuir sus declaraciones. tienen algo que ver con los hechos en vía de investigación. sino de la predisposición inicial de las fuentes a hablar con ellos. 106). las fuentes han sido clasificadas de acuerdo a categorias más complejas. cuya legitimidad es más dudosa. es el fenómeno generalizado. 32). Informantes: las que mantienen una relación ocasional y unidireccional con el periodista. El caso de los sucesos que ocurren . alimentan la información. Es importante anotar que a pesar de la multiplicidad de fuentes que es posible conseguir para el periodista. el asunto se vuelve aún más complejo. Entre éstas se pueden distinguir también las fuentes oficiales y extraoficiales. Villaseñor indica que “el término oficial hace referencia en su significado a todo aquello que proviene del gobierno y de los órganos de administración del estado” (en Martini. Fuentes oficiosas: son aquellas personas que suministran información más singularizada y original. Santos(1995). Fuentes ajenas: aquellas personas que no tienen una relación directa con los hechos investigados pero que. pues “las fuentes oficiales pueden llegar a dificultar el acceso a la información o proveer otra para sostener su buena imagen. desde la posición de “El Tiempo”. tanto si se encuentran detenidos en las dependencias policiales o si han quedado en libertad y a sus familiares más directos” (p. Las fuentes de accesibilidad media son los familiares de las víctimas afectadas directamente por un suceso. las segundas incluyen: Fuentes oficiales: aquellas personas que se caracterizan por facilitar información más o menos institucionalizada y asumir su paternidad. Primero. Dentro de las primeras se incluyen: Fuentes implicadas: aquellas personas que. 50). pero que permiten el acceso a información no confirmada de manera oficial y que. Debido a que. Sin embargo. El valor de sus comunicaciones es notable para el informador. según este mismo autor. b. las legitima como posibilitadoras de la libertad de información” (p. cuando un acontecimiento altamente noticiable lo exige. En el grupo de las fuentes de accesibilidad mínima solamente incluimos a los autores presuntamente responsables de los hechos. Quesada (2007) argumenta que las fuentes se pueden clasificar de acuerdo a “la accesibilidad de la fuente. pueden aportar datos de interés técnico o noticiable para el periodista. habla de “fuentes propias. la propia víctima no se encuentra en condiciones de hablar con el periodista por el trauma físico o síquico que éste le haya provocado. Las fuentes extraoficiales posibilitan también la investigación periodística y el registro de sucesos que algún sector del poder intenta disimular. Las oficiales son las que se identifican con los responsables directos de una institución pública o privada. y traducen el nivel más alto de confiabilidad. Las razones en las que apoyan ese interés puede ser variopinto. fuentes institucionales. 29). cuya paternidad no suelen asumir. están las fuentes extraoficiales. ya sea como afectados. “los contactos de los periodistas. causan también un efecto adverso.PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. A su vez. Muchos autores exponen diversas formas de clasificarlas. en ocasiones. Martínez (2004) ofrece quizá la clasificación más exhaustiva de fuentes que hay disponible. pero más bien relativo 108 para el investigador. Desde otras perspectivas. protagonistas o testigos. 90). p. 6 • 2010 • ISSN 0124 . sean actores directos o indirectos del acontecimiento. causando un efecto de seguridad” (p. Confidentes: los que mantienen una relación habitual y bidireccional con el periodista” (p. “colaborar en la naturalización del discurso social establecido. los voceros oficiales y otras fuentes. fuentes espontáneas y fuentes confidenciales y anónimas” (p. Por oposición. Por otra parte. 37). de su posible atribución y del interés informativo que puedan tener sus declaraciones. y hacen al efecto de credibilidad de la noticia. López y Mercade (2007) distinguen.

son el conjunto de factores y condiciones a las que se enfrenta el lector común. es decir. Como en todo medio de comunicación. el gobierno pone e impone el marco institucional de todas las relaciones de comunicación que se establezcan dentro del propio sistema político y dispone de sus propios poderosos medios para controlar y encauzar el flujo informativo: agencias de información oficiales. habría que cuestionarse respecto a quienes son los beneficiarios de esa información y los criterios que la seleccionan considerándola “útil y conveniente” en la prensa colombiana. y evidencia que la prensa 109 . La prensa ha sido escenario habitual de estas mediaciones políticas. En Colombia Desde los inicios de la prensa en el país. “el poder político ha tenido en cuenta el funcionamiento de los medios lo- Paola Vargas Jiménez pp. el bien común. que dejan bien al cuerpo policial” (En Quesada.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA por la intervención de los seres humanos. 106). específicamente hacia 1792. al jefe de partido. para el periódico.1 1 5 cales y. es posible como menciona Francesc Pascual. la presión del medio responde a garantizar el flujo de información para desarrollar sus agendas y también a preservar sus intereses económicos. revestirlo y maquillarlo para que no sea tan malo) y. 134). p. relativizarlo o encausarlo con otro sentido. 59). Neyla Pardo (2007) argumenta que “históricamente la prensa escrita en Colombia nace con sello partidista y. y hasta hacerlo desaparecer. por un lado. 59). 60). a la importancia pública del tema y al interés que aquella tiene por hacer o no público el hecho” (p. 74). condena o genera vacíos en quienes considera sus adversarios y usa estrategias lingüísticas o de diagramación para hacer sentir su poder en la construcción o transformación de las opiniones públicas. que utilizan medios violentos para el logro de sus objetivos y que bregan por el cambio del sistema. estados o conjuntos de estos. interpretar y verificar el valor y justeza de las fuentes. 74). El acceso a las fuentes se dificulta porque se interponen diferentes grados de opacidad. la presión del gobierno responde a la necesidad de resguardar su imagen y lograr un beneficio concreto” (Martini. por otro. Sobre las fuentes incluidas establece una jerarquización que. el periódico debe lidiar con su proximidad y “el poder. el poder influye en los flujos informativos. Estos y otros aspectos. comunes o públicos. Antolínez (1991) cita a Rodríguez para argumentar que de igual manera. proporcionales al nivel de jerarquía de la fuente. que no son de uso exclusivo de la prensa escrita en Colombia. En este mismo sentido. como afirman estos mismos autores. el papel periódico surge bajo unas características que privilegian “una virtud que corresponde a la prudencia. medios del estado. como máximo objeto de la sociedad. p. fuentes necesarias de información buscada y de información recibida. en general. ha establecido una red de comunicación que defiende sus intereses y que trata de conseguir una buena posición en los distintos medios” (2007. Borrart (1984) agrega que “a la vez que fuente de información y actor protagónico de los relatos informativos y los comentarios políticos. prensa del partido gobernante. amplifica o distorsiona discursos unilateralmente. no parlamentaria. en la medida de sus posibilidades. porque al cruzarse con el ámbito del poder hay un margen más amplio para la manipulación de los datos. lo cual significa hablar o escribir lo más útil y conveniente” (p. es decir. este medio se estableció de manera regular bajo el titulo de “Papel Periódico de Santafé de Bogotá”. Desde esta perspectiva. instituciones. como máximo vínculo” (p. 2007. 49) y en este sentido. a partir de otra información accesoria o diferente. pueden “desviar la atención de un hecho. cuanto más próximo. dar suficiente difusión a las informaciones positivas y lúcidas. Comenta Antolínez (1991) que el papel periódico se fundó en busca de “la utilidad común. 1 0 2 . al líder” (p. esconder lo que no les favorece (o si no tienen más remedio que contarlo. 2001. privilegia al gobernante. 110). 2007. por lo tanto. hace eco. después del lanzamiento de “El aviso de terremoto” en 1785. más -aprieta-. Borrart (1984) menciona que “el periódico tiende a excluir aquellas fuentes de la oposición. Por eso las fuentes gubernamentales son. trata de influir y condicionar el mensaje final” (López y Mercade. Las relaciones entre los medios y el poder político pueden tomar la forma de presiones más o menos sutiles: unos y otros ejercen presión para obtener un beneficio. ubican al periodismo en el lugar de buscar. p. negociar. destaca o minimiza personajes. sean sujetos individuales o colectivos. selecciona los hechos para ser divulgados. “que los gabinetes filtren la información. acalla. p. unas veces resistentes y otras compulsivas” (p.

pues la visibilidad se hace un imperativo. 56) y por ende volverla parcial.3748 escrita se articula con el poder político y económico para fabricar consensos capaces de fortalecer las condiciones políticas existentes y garantizar mejores condiciones económicas para los empresarios de la información” (p. al respecto menciona Martini (2001) que “las negociaciones de un medio con las fuentes gubernamentales dependen de la postura del medio en un tema determinado. “Algunos periodistas que. no se ha constituido históricamente en constructora de una experiencia de organización política masiva e igualitaria para los diferentes grupos sociales y culturales que forman la estructura social colombiana” (Pardo. Sin embargo. 61). Los objetivos estratégicos de la política de Seguridad Democrática son: La consolidación del control estatal del territorio. 50). 56). p. y el grado de presión que ejercen las fuentes oficiales para que prime su propia interpretación de los hechos” (p. 2001. sin problemas de verosimilitud. De igual manera. “Si la información a la que acceden los medios a través de sus diversas fuentes les permite construir la agenda que ofrecen al público. p. 53). basada en la necesidad que cada uno tiene del otro. p. en el marco de un proceso democrático.PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. 55) y agrega que el periodista debe ser consciente de ello. que la prensa colombiana tiene sus particularidades. p. uno de los asuntos que más cubre páginas en las publicaciones periodísticas es el gobierno del presidente Uribe Vélez. los mecanismos operativos para responder a dichas amenazas” (Sánchez y Rodríguez. “la Seguridad Democrática se constituye en un concepto que puede cumplir una doble función no solo de identificar un amplio conjunto de amenazas tradicionales y no tradicionales. del imperio de la ley y de la participación activa de los ciudadanos en los asuntos de interés común. Así mismo. afirma este autor. En la búsqueda de antecedentes se encontró en un texto resultado de investigación de la Universidad del Rosario que el concepto de Seguridad Democrática surge de la necesidad de responder a los desafíos de la postguerra fría. “vivimos en una sociedad transparente. sino también de señalar. y con él. 90). pues es evidente que “los representantes del poder tienen lugar en las agendas noticiosas porque toda la información que generan está revestida de noticiabilidad por su relación con los intereses de la nación y de la sociedad. 110 53). 50). Entre periodistas y fuentes se establece una relación de (des)confianza. pues su “excesiva dependencia de ellas puede afectar la confiabilidad de la información” (p. pero con la responsabilidad ética de la verificación y el contraste de la información. el man- . En este sentido. la política de Seguridad Democrática. “El periodista debe ser consciente de que si solo dispone de la información procedente de esas fuentes de máxima accesibilidad. hay que considerar. eliminación del negocio de las drogas ilícitas en Colombia. “La prensa escrita. la protección de la población. La política de Seguridad Democr ática En la actualidad nacional. desde este punto de vista. son fuente privilegiada” (p. 2006. Según Quesada (2007). (el fenómeno se hace más evidente bajo dictaduras o gobiernos autoritarios) en la práctica se convierten en voceros de los actos gubernamentales. 2007. no podrá completar el relato periodístico” (p. con Ortega (2006) vale la pena considerar que “la noticia resultante es siempre la publicidad del actor o los actores involucrados en el acontecimiento. producido por un sistema de la comunicación que bajo el fragor de sus ruidos encubre la naturaleza misma de las cosas”(Ortega. 2007. 12). la fuente tiene sus cartas echadas en el juego de intereses” (p. lo que realmente se descubre es una sociedad con un bajo y deformado nivel informativo. la pregunta obligada es acerca del grado de selección e interpretación realizado por los medios. de su relación con el gobierno y de la participación en los circuitos de la economía del país. 6 • 2010 • ISSN 0124 . en la que todo se hace público. especialmente en tiempos de baja credibilidad de las instituciones” (p. 55). verdaderos expertos o fuente privilegiada de los actos del gobierno” (Martini. «El fortalecimiento del Estado de Derecho es la condición necesaria para cumplir con el propósito de la Seguridad Democrática: la protección de todos y cada uno de los habitantes de Colombia» como dispone la Constitución Política. mediante el fortalecimiento de la autoridad democrática: del libre ejercicio de la autoridad de las instituciones. Desde el documento oficial de la presidencia de la república publicado en 2003 se plantea que “el objetivo general de la Política de Defensa y Seguridad Democrática es reforzar y garantizar el Estado de Derecho en todo el territorio. en una relación estrecha con el gobierno de turno.

Además. Sin embargo. social o de otra naturaleza? Indudablemente. “El eje central de estas relaciones es el concepto de seguridad. 24). aunque hay razones de mayor peso que la soportan. 132). “el estado no puede admitir un poder o poderes paralelos que le disputen su autoridad y su legitimidad. los derechos y libertades del ciudadano estarán protegidos. p. 32-33). se fortalecerá la participación ciudadana y la seguridad. narcotraficantes y criminales. por ejemplo. está es una preocupación muy vieja. La versión del estado colombiano El estado colombiano como cualquier otro es un “organismo múltiple. La primera razón es la necesidad ética y física de buscar la supervivencia y de asegurar la existencia de los actores objeto de la seguridad: ¿cómo entender una sociedad que no aspire a la seguridad. 286). A través de diferentes acciones y medidas ejecutadas simultáneamente en varios 111 . A partir de este fenómeno y como dentro de la política de Seguridad Democrática es importante la rendición de cuentas. Y se afirma en el mismo documento: “Si el Estado de Derecho rige plenamente. la necesidad de mejorar y fortalecer las políticas y las relaciones internacionales. variables externas y actores estatales y no gubernamentales en el plano mundial y regional fueron incidiendo de manera creciente en la formulación y concreción de la política doméstica” (p. hacerse obedecer legítimamente y ejercer la defensa social” (Triana. con capacidad para cegar la opinión pública” (p.1 1 5 gresar “la sustitución del estado por la fuerza. 1988. y en la medida en que el ciudadano se sienta protegido. las cuales ya se ven más profundas y configuran una preocupación de vieja data. 17). Sánchez y Rodríguez (2007) plantea que si bien “la participación efectiva de los ciudadanos en la toma de decisiones y el principio de autonomía. En el contexto colombiano de acuerdo con Franco (1996) “desde mediados de los 70 y con más fuerza durante los 80. existen documentos publicados por el ministerio de defensa dedicados a exhibir los logros de esta política. En este sentido. Como el crimen organizado prospera en la medida que escapa al poder del Estado. el gobierno Uribe Vélez plantea la política de Seguridad Democrática. sea política.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA tenimiento de una capacidad disuasiva y finalmente eficiencia. 34). cuya promesa es la “seguridad para todos” (Sánchez y Rodríguez. también hacen de telón de fondo de la Seguridad Democrática” (p. Sin estado de derecho no funciona la economía interna de mercado ni las relaciones de comercio con el exterior” (p. constituyen los criterios básicos que fundamentan las democracias contemporáneas. la última publicación de este tipo se realizó en 2009 a manera de cierre de periodo de gestión del exministro Juan Manuel Santos. compuesto por un conjunto de instituciones que tienen autoridad y legalidad para administrar. 14). el fenómeno generalizado de los años 80 hizo pro- Paola Vargas Jiménez pp. p. p. regular. Solo así puede imponer su autoridad. tiene vocación de convertirse en una caricatura de estado alternativo. transparencia y rendición de cuentas” (Presidencia de la República. y la conversión se facilita en proporción directa al deterioro del poder estatal” (p. Un estado para que represente los intereses públicos. 2003. debe poseer la suficiente fuerza coercitiva y jurídica. desde un comienzo debe quedar claro que las razones para realizar un estudio sobre la seguridad trascienden el clima político desatado por los atentados perpetrados el 11 de septiembre de 2001 en Estados Unidos. vale la pena citar el tono de desconfianza que incluyen Sánchez y Rodriguez (2007). quien hace la evaluación y comenta: “asestamos los más duros golpes y no dimos respiro a las organizaciones terroristas. Cualquier movimiento que quiera desconocer dicha legitimidad mediante procedimientos ajenos a los institucionales puede ser considerado por fuera de la ley y sancionados sus participantes por atentar contra la integridad y seguridad del estado” (Triana. 24). pp. controlar e intervenir los intereses públicos de la sociedad. 14). 1988. avanzó también la sustitución del mercado por los negocios del crimen organizado. si aquella se constituye en el fundamento de cualquier tipo de transacción. se hizo explícito y notorio el vínculo entre la realidad interna y el entorno internacional. 1 0 2 . Mientras la compleja agenda de los asuntos prioritarios en lo nacional tuvo una influencia manifiesta en el planteamiento y la ejecución de la política exterior del país. mediante dos instrumentos privilegiados: la corrupción y la violencia. cuando mencionan que “un gobierno puede escoger un concepto como sustento para diseñar una política de seguridad con un alto valor discursivo y. por ende. 35). 2007. Nicolas de Maquiavelo vinculó el tema de la seguridad al ejercicio del poder y las armas” (p. económica. En respuesta a la intensa problemática nacional.

hasta el punto que lo que se acostumbra designar como opinión pública tiene hoy una percepción distante de los propósitos de las Farc” (Rangel.PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. 26). 98). espantaron la inversión. Lo indica la historia de la patria. de la percepción que la sociedad colombiana tiene de los rebeldes. Ellos la han agravado. hemos estado dispuestos a una embajada. p. hoy causa y no resultado de la problemática social. La otra es la que llega allende el océano. Por eso el tema de la voluntad política es fundamental en esto. 2005. La guerra mediática que tiene lugar entre el gobierno y la guerrilla para mostrar la vigencia de sus propuestas políticas o ideales revolucionarios se ha librado en el plano exterior tanto como en el interior. Santos hace aclaraciones respecto a varios aspectos de la política. Ateta. Hay que estar permanentemente a la ofensiva con toda la agresividad y proceder siempre con toda transparencia” (Rangel. lo que es más importante. Desde el rompimiento de las relaciones del Caguán entre el presidente Pastrana y las Farc a principios del 2002. si la fuerza pública no siente la voluntad política en los comandantes civiles. la he relacionado con el acuerdo humanitario. cada vez con menos posibilidades de recuperación” (Santos. Segundo punto: no entrar a liberar de la cárcel personas condenadas por delitos atroces.3748 frentes. 2005. produjeron éxodo de tres o cuatro millones de colombianos hacia el exterior y ocasionaron el desplazamiento de más de dos millones de colombianos en el interior. 32). p. En este mismo documento. en el que el monopolio de los medios de comunicación se concentra en un puñado de familias afines a las políticas estatales (un solo diario de cobertura nacional y dos sesgados canales de televisión). Siempre invocaron la realidad social. 13). Por ejemplo. relacionados con la voluntad política que tiene que hacerse sentir en el alma de los soldados y policías del patria. la perspicaz mirada de otras naciones y pueblos. el gobierno le ha ganado la batalla a los insurgentes. Sin embargo. 6 • 2010 • ISSN 0124 . 2005. “Esta política de Seguridad Democrática es para proteger a todos los colombianos” (Rangel. 20). Habrá que buscar beneficios jurídicos en el momento de un proceso de paz. Un punto: no zonas de despeje. 2009. dispararon el desempleo. Ellos son. Por eso he dicho que hay tres puntos inamovibles para un acuerdo humanitario. Nada se gana uno con creer en el ejercito si no lo motiva. Una proviene de adentro. En el caso de Colombia es necesario hablar directamente del problema de los grupos al margen de la ley y frente a esta problemática el presidente men- 112 ciona que “son unos grupos que están perturbando el proceso de profundización de la democracia colombiana. p. podemos decir que dejamos a las diferentes organizaciones que amenazan la seguridad de los colombianos en el peor momento de su historia y. Y han venido trabajándose dos consignas: agresividad y transparencia. p. aclara el presidente que “en nombre de la paz no podemos llegar a la impunidad y en nombre de la justicia no podemos llegar al sometimiento” (Rangel. una gran decisión de motivarlo. 2003. p. Nada se gana uno con darle toda la posibilidad logística. p. Tercer punto: que aquellos guerrilleros que lleguen a salir de la cárcel no vuelvan a delinquir”(Rangel. Pero hemos ofrecido alternativas. “La voluntad política es muy importante mantenerla en todos los momentos. 22). esta guerrilla se acentuó. surgieron como una reacción a la violenta lucha desatada luego del asesinato del líder popular Jorge Eliecer Gaitán. 10). a una iglesia. cuenta Rangel que frente a este tema “hay dos miradas. 2005. Lozano y Medina. las políticas de seguridad se construían para perseguir disidentes y no para para proteger al universo poblacional. 19). p. “En América Latina. Sus acciones son plenamente configurativas de actos terroristas” (Rangel. La guerrilla tiene como triste herencia a los `bandoleros´. Respecto a las fuerzas armadas hace un especial énfasis en que “el ejercito de la patria necesita voluntad política permanente en sus comandantes civiles. Una mirada extranjera como la que menciona Rangel fue dada por Jhonson y Fuentes (1973) a partir de una investigación y que argumentan que “las guerrillas en Colombia se originaron sin responder a un lema ideológico o una consigna popular. a la sede del Cardenal en Bogotá. p. 2008. Según el presidente Uribe. En el escenario colombiano. producto de un esfuerzo colectivo de toda la sociedad” (Presidencia de la República. por ejemplo que “la seguridad no es principalmente coerción: es la presencia permanente y efectiva de la autoridad democrática en el territorio. ya sea de origen liberal o conservador que arrasaron . 2005. Desde los grupos al margen de la ley Es dificil rastrear documentos sobre el surgimiento de la guerrilla en Colombia.

Lo mismo da si hay conflicto o no lo hay porque la violencia es igual. dice que “el contexto de la lucha armada en nuestro país es otro: su génesis se encuentra en la violencia oficial. el estado colombiano siempre a preferido ocultar a transformar. el escepticismo sobre la legitimidad de los medios democráticos para subir al poder” (p. En este mismo texto. No hay duda que los acontecimientos trágicos acaecidos en Colombia nos conducen a esta segunda alternativa. improvisadamente. Rangel (2008) tiene otra perspectiva del surgimiento de la guerrilla. Sin embargo.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA con el campesinado colombiano. Es un fenómeno que se autogenera. 2. en el caso de que el asesinato de Gaitán no hubiera tenido lugar. genocidios. que las mismas oligarquías se encargan de perpetuar” (p. entre los indeseables honores que tenemos está el de haber creado nuevas categorías de violaciones de derechos humanos: los magnicidios. sin conmover a la oligarquía dominante. es indispensable cambiarlos para que desaparezcan las causas del conflicto. mediante la coacción oficial. Mientras se daba el circulo vicioso de la conducta desviada. desde la época de la gran violencia. pero es más evidente. Y como esos factores están intactos. 103). la mirada extrajera entonces argumenta que “es de comprender entonces la herencia de odios que se transmite de generación en generación y que hace de la venganza el elemento rector en la vida sociopolítica de una nación. al respecto dice que “una cosa es segura: no tendríamos el país de hoy. en el cual menciona que “en un momento de intensa polarización social y política. Sin embargo.aventura una reflexión sobre el destino del país. desapariciones torturas. 18). en el terrorismo de estado y en la protuberante brecha social. la inseguridad y la desprotección en que nos encontramos”(p. la vio- Paola Vargas Jiménez pp. Plinio Apuleyo Mendoza (1990). Y agrega en otro aparte: “Colombia es hoy por hoy el país con índice de violentización más alto del mundo. . Porque las partes tendrían la obligatoriedad de respetar el Derecho Internacional Humanitario y de suyo disminuiría la intensidad del conflicto. 11). No lucharon por altos ideales.1 1 5 lencia apareció como protagonista determinante de cambios políticos y se introdujo. exterminios de grupos humanos. el nuevo marco político y social dentro del cual se puso en marcha el viejo expediente de consolidar en el poder a una minoría. 1 0 2 . la subsistencia. masacres colectivas. pues se trata de un asunto semántico. por su parte. 174). Fue el fenómeno que partió en dos nuestra historia” ( p. La lucha guerrillera no puede ser analizada en base a esquemas foráneos. ¿existe conflicto en Colombia o no? “para algunos analistas no es importante definir si hay conflicto o no. e igual la tragedia de la confrontación armada. sino por elementos básicos tales como la vida. pueden haber sido inconformes creativos o rebeldes autodestructivos. 109). de tal suerte que la guerrilla respete a los civiles no comprometidos en los operativos bé- 113 . En su conjunto esto fue lo que le dio origen a la guerrilla colombiana. Se luchaba sin saber por qué y para quién. Pero a fin de cuentas. 137). Continuando con Jhonson y Fuentes (1973). 125). sino simplemente para salvar sus vidas. ¿Por qué? Porque con su muerte. Los rebeldes no lucharon en pro de un ideal. lo único que se lograba era la radicalización del fenómeno. Y así se llegó a la autodestrucción personal” (p. construyó su propia versión en el texto ¿En qué momento se jodió Colombia?. si es importante definir la existencia del conflicto. Porque las partes tendrían que reconocer el principio de distinción entre combatientes y no combatientes. infestado de guerrilla y terrorismo. Sin embargo. 12). según Mendoza (1990) “nuestra realidad siempre ha sido generosamente maquillada por la literatura oficial y la retórica de la clase política y de la prensa” ( p. Los rebeldes. aseguran. Lo que podemos afirmar es que las fuerzas represivas motivaron la reacción popular manifestada en grupos que posteriormente se organizaron en guerrillas. de términos. Para superar el conflicto colombiano es menester erradicar por lo menos sus principales causas: la estrechez de la democracia y la negativa a superar los abismos sociales acumulados en los últimos seis decenios de la historia nacional” (p. que era la única meta que comprendían. hizo que éste asumiera una dimensión inédita y terriblemente explosiva. y frente a una corriente popular tumultuosa y exaltada por el verbo y las propuestas de Jorge Eliecer Gaitán. en el nivel del diario vivir de los ciudadanos. al menos por tres aspectos fundamentales: 1. ante el cariz que tomaban las circunstancias. la casa y la comida” (p. Es por eso también que una nación se embrutece culturalmente y la violencia se transforma prácticamente en una función social. “La decadencia política colombiana es una decadencia de partidos o de rebeldes. dentro de la izquierda y en sectores urbanos y campesinos.

Facultad de Ciencias Humanas. Universidad Nacional de Colombia. (2004). Colombia. Colombia. (2005). Ateta. Presidencia de la República. Estado y Política en Colombia. Ávila Palacios. Borrat. Colombia. Medófilo. Santos. Bogotá. Universidad Austral. Qué. Bogotá. (2007). Bogotá. Centro de Estudios Políticos e Internacionales Editorial Universidad del Rosario. Madrid. (2007). Leal Buitrago. además de afectar la Seguridad Democrática. Fundación Seguridad y Democracia. (2008). Martínez Pandiani. (2001). (1996). Colombia. Sostenibilidad de la Seguridad Democrática. Argentina. Colombia. Política de poder “Participación política en América Latina” Ediciones IDELA. Evans. Colombia. Enrique.F. Buenos Aires. Periodismo. Juan Manual. Jurisprudencia constitucional. Librería Ediciones del Profesional. Intermedio Editores Ltda. Editorial Ugerman. Diagramación. Neyla G. (1973). Madrid. Argentina. Seguridad. Franco. Casa Editorial El Tiempo. (1984). Saúl (Editor). (1984). Ministerio de Defensa Nacional. Bogotá. Johnson. Diarios y empresas relatos de conflictos: prácticas de análisis del discurso. Ricardo. Harold. El periódico actor político. Buenos Aires. Editorial Síntesis. cómo y cuándo negociar con las FARC. Federmán Antonio. (2009). 3. (1989). Periodismo Gráfico. Plinio Apuleyo. (2007). ECOE Ediciones. España. Colombia. cuya esencia es la vía militar para doblegar a la guerrilla” (Rangel. Buenos Aires. México D. Pardo A. 151). Universidad Javeriana. Biblioteca Banco Popular. (1995).PE R F I L E S L I BE RTA D ORES • No. Colombia. noticia y noticiabilidad. Fuentes. Yezid. Mendoza. López Forero. Derecho a la información. Bogotá. República de Colombia. Alfredo. Fernández Pedemonte. Carlos. Política de Defensa y Seguridad Democrática. Presidencia de la República. Stella. en flagrante violación a los derechos de oposición política y social. Isabel (Coordinadora). Consolidación de la Seguridad Democrática “Un esfuerzo con decisión y resultados” Ministerio Nacional de Defensa. Colombia. REFERENCIAS Antolínez Camargo. Lo más importante: porque las partes tendrían que aceptar que un conflicto interno de tantos años de duración. Periodismo de proximidad. Siglo XXI Editores. Círculo de periodistas de Bogotá. Bogotá. . (2005). Editorial Gustavo Gili. Bogotá. (2007). Editorial Tecnos. Jaime (Coordinador). Bogotá. Gustavo (compilador). Bogotá. Periodismo sin información. Kenneth F. Estudios teórico-prácticos. Bogotá. Colombia Contemporánea. Bogotá. 2008. María Mercedes. Medina. (2003). La visión equivocada del presidente Uribe consiste en creer que reconocer el conflicto equivale a darle a los alzados en armas tratamiento político y status de beligerancia. Barcelona. Editorial Síntesis. Rubén y Rodríguez Morales. Colombia. Francisco. (1998). “Ensayos de seguridad y democracia”. Bogotá. Gil Tovar. Editorial Síntesis. Colombia. Alfredo (compilador). Damián. solo puede resolverse por la vía política del diálogo y la negociación. Rangel.3748 licos y el gobierno abandone la cacería de brujas contras sindicalistas y opositores a los que señala de terroristas y cómplices de los alzados en armas. Editorial Norma. El papel periódico de Santafé de Bogotá 1791-1797 “vehículo de las luces y la contrarevolución”. Democracia y Seguridad Democrática. Editorial Gustavo Gili. 114 Martini. Féliz (Coordinador). (1991). Madrid. España. España. Discurso. Impunidad y Prensa. técnicas e informes. con un alto nivel de degradación y una grave crisis humanitaria. Diseño y compaginación de la prensa diaria. Rafael. Xose y Mercade. Francisco. Juan Maciá. (1990). En qué momento se jodió Colombia? Editorial Oveja Negra. Madrid. Ortega. España. Bogotá. (1999) Las fuentes de información. Santos Castillo. (2006). 6 • 2010 • ISSN 0124 . Ateta. Colombia. Periodismo de investigación: fuentes. p. Manual de redacción “El Tiempo”. España. Hector. Sánchez David. Lozano. Quesada Montse. Lozano. (1984). (1969). Rangel. Argentina. Colombia. Medina. De Torres Ramírez. Periodismo de sucesos. López García.

Barcelona. Bogotá. Teun A. (1998). México D. Camilo Andrés. Arthur T. Paídos Comunicaciones.F.LAS FUENTES DE INFORMACIÓN PERIODÍSTICA EN LA PRENSA ESCRITA EN COLOMBIA Tamayo Gómez. (1990). Editorial Trillas. (1990). España. Los media y la modernidad “Una teória de los medios de comunicación”. agenda informativa y calidad periodística. Barcelona. Teun A. 1 0 2 . España. Ideología. Las elecciones de la prensa. (2008). Barcelona. (1988). diseño. Comunicación gráfica tipografía. Editorial Gedisa. Van Dijk. producción. 115 . Adolfo. Tompson. Cuadernos del jaguar. Van Dijk. Colombia. estructura y producción de la información” Paídos Comunicaciones. Bogotá. Jhon B.1 1 5 Turnbull. La noticia como discurso “Comprensión. Triana Antorveza. Colombia. diagramación. (2000). La organización del estado colombiano. España. Editor Medios para la Paz. Paola Vargas Jiménez pp.