You are on page 1of 3

 La Mente de los Violentos

 La mente de los violentos
Sanmartín, José
Editorial Ariel
España, 2002
 Introducción

 Algunas anotaciones…
 El ser humano es agresivo por naturaleza, pero violento por cultura
 …hemos inventado recursos para realizar nuestra agresividad sin ver a nuestros
agredidos…entre esos inventos están los físicos, como las armas.
 …pero también están los recursos inmateriales, como las ideas, los pensamientos.

 Los recursos físicos y la víctima
 [Pensemos en]…el arma, aleja a la víctima [crea un espacio entre el perpetrador y la
víctima]…[hasta hacerla] imperceptible.
 [Pero las ideas, los pensamientos logran]… deshumanizarla [a la víctima], excluyéndola
de nuestro propio grupo o convirtiéndola en mercancía, en propiedad…

 Desensibilización y desregulación
 [Física e ideológicamente]… hemos inutilizado el papel de las expresiones emocionales
como controladores innatos de nuestra agresividad (evoquemos la mirada y expresión
facial de miedo de alguien a quien hayamos amenazado o golpeado)

 Violencia= desequilibrio
 La violencia es la alteración del equilibrio en el que el sistema agresivo se halla
naturalmente (la amígdala no estaría siendo regulada por la corteza prefrontal,
asentamiento de los aspectos que se consideran los más nobles en el ser humano:
pensar y sentir).

 ¿Qué regula a la amígdala?
 La corteza prefrontal puede potenciar o inhibir la conducta agresiva vertebrada por la
amígdala. Lo hace según sean las ideas o sentimientos que la pueblan.
 Dicho conjunto de ideas y sentimientos no son innatos en el ser humano [se desarrollan
a lo largo de su vida y en el contexto en que éste se desenvuelva]
 Ideas y sentimientos, al final son producto de circuitos neuronales, unos que se han ido
construyendo durante el desarrollo de vida del sujeto y otros que se han potenciado
entre los circuitos ya existentes.
 Ojos que no ven, corazón que no duele.

Mejor nos iría si fuera esto verdad”. [Ante esto] … el lobo vencedor olía y lamía las gotas de orín.  La ruptura del equilibrio se traduce en un comportamiento animal patológico.  La emisión de las gotas de orín (señal de miedo). ofreciéndole su yugular. pues ello garantiza que la agresividad interna en el grupo no potenciará su extinción. estén en equilibrio. mostrando el área abdominal como señal de docilidad). tras recibir varios mordiscos [y percibir la supremacía de su oponente]…se tendía sobre sus espaldas a los pies del lobo vencedor. ritualización y reorientación de la agresividad  La agresividad regulada en las especies obedece también a patrones de ritualización (torneos en época de celo.  La eficacia biológica de las especies radica en la agresividad regulada.  Inhibición.  En la naturaleza.  La exposición del cuello del vencido frente a las fauces del oponente (señal de vulnerabilidad).  Inhibición. por ejemplo) y de reorientación (la agresividad se redirige hacia una cosa y no hacia un integrante del grupo). se retiró caminando en lugar de rematar al [vencido]. ritualización y reorientación son mecanismos que mantienen la agresividad dentro de un orden. característicos e innatos  Los inhibidores son característicos de cada especie y son innatos.  Los inhibidores de agresividad en la historia anterior  Del encuentro narrado. se quedó quieto [frente al vencido] y como si nada hubiese pasado. la naturaleza ha dotado a las especies del instinto agresivo. . ritualización y reorientación de la agresividad  La inhibición. al tiempo que soltaba unas gotas de orín. pero también de los mecanismos necesarios para regularlo.  [En un enfrentamiento entre lobos]…un lobo joven. lo normal es que el sistema formado por la agresividad y sus mecanismos controladores o reguladores. se desplegaron inhibidores que frenaron el impulso agresivo del lobo vencedor:  La posición corporal de sometimiento (tenderse de lomo. a efecto de conservar y perpetuar a la especie misma.  Inhibidores. Capítulo 1  Una mala comparación con los lobos  “Siempre me ha desconcertado que se compare al ser humano con el lobo diciendo que el hombre es el lobo del hombre.