You are on page 1of 1

La manera en que viajamos ha cambiado mucho, moverse por el mundo ya no es

igual, ahora contamos con tecnologas que hacen de las instalaciones mucho ms
modernas. Los aeropuertos de uso civil estn diseados para la atencin de
pasajeros que utilizan el avin como medio de transporte, para paquetes
personales o correo areo. La mayora de los aeropuertos operan cuidando que
no se les escape nada de las manos, aunque es casi imposible. En muchos pases
esta atencin se ha elevado a un nivel nunca antes visto, y algunos llegan a ser
tan grandes como cientos canchas de ftbol.
El terminal areo ms grande del mundo queda ubicado en Dubai, desde su
apertura, en el ao 2008, no ha parado de romper records. Sus aviones son los
ms rpidos, ms cmodos y lujos del mercado. Su fama es tan grande en estos
momentos que el canal Discovery se ha dedicado a filmar, en una serie completa,
todo lo que aconteci en el aeropuerto durante el 2015. Trasladando a ms de 60
millones de pasajero en un ao, no es raro que se presentaran situaciones
irregulares atractivas para el canal de televisin. Dentro de las increbles
instalaciones se pueden encontrar: bancos, cajeros automticos, oficina de
correos, telfonos pblicos y acceso a internet; adems de salas VIP, centro de
negocios y salas de conferencias. Tambin cuenta con en el lujoso Hotel Dubai
International. Igualmente este centro aeroportuario dispone de una amplia oferta
gastronmica: con cafeteras, bares y restaurantes repartidos por las terminales,
capaces de satisfacer cualquier capricho de los clientes, desde comida rpida a
alta cocina.
Alrededor del mundo existen otros aeropuertos igual de impresionantes:
Aeropuerto de Changi (Singapur)
Aeropuerto Internacional de Incheon, Sel (Corea del Sur)
Aeropuerto de Munich (Alemania)
Aeropuerto Internacional de Haneda, Tokio (Japn)
Todos cuentan con instalaciones sumamente aptas para soportar enormes
cantidades de personas, esto sumado a una estructura arquitectnica que logra
asombrarnos sin importar lo apurados que estemos por llegar a nuestro destino.