You are on page 1of 1

Querer hablarme sobre el Nuevo Testamento cuando ni si quiera creo en el

Nuevo Testamento es tan ridiculo como querer hablarle a un comunista


sobre capitalismo. En si lo que haces no tiene sentido comun.