You are on page 1of 3

“ POBREZA MENTAL “

La pobreza mental es un gran obstáculo para el normal desarrollo del país. La
misma es causada por graves fallas conductivas y administrativas por parte de los
diferentes gobiernos, incluyendo el actual, que han conducido los destinos de la
nación hasta hoy. El motivo principal de esta situación es nuestro imperfecto sistema
educativo, que no capta ni llega a toda la población infantil en edad escolar,
provocándole la evidente violación de sus derechos humanos. El segundo motivo es
que nuestro desarrollo económico avanza en muletas, desorientado y sin brújula, sin
programas visionarios a largo plazo, si no más bien afectado por principios
ideológicos retrógrados, dando la impresión de que el gobierno propicia el aumento
de la pobreza mental, con más manipulación doctrinaria y obediente para abrir más
espacios de corte totalitario. Los venezolanos tenemos que vencer los programas
reaccionarios, impulsando un renovado sistema educativo, y el desarrollo integral,
industrial y agrícola, capaz de enfrentar la pobreza mental y revertirla,
transformándola en riqueza mental, con la cual se obtiene la mejor calidad de vida
que tanto buscamos.
Con la pobreza mental únicamente se obtiene la reducción del espesor cultural
de la población.

Cuando se evalúan los diferentes países para cualquier fin, lo

primero que se toma en cuenta es su sistema educativo y el espesor cultural de sus
pueblos. Para los que amamos la libertad y propiciamos la democracia participativa
nos resulta inexplicable e imperdonable, que aún con los inmensos recursos
petroleros que ha obtenido la nación tengamos tanta pobreza mental y tantísima
pobreza física, causantes de un profundo desequilibrio social. Debemos admitir que
nuestro sistema educativo tiene fallas y se está en deuda con el país para la
actualización y modernización del mismo, sin embargo, el; gobierno en vez de pagar
esa deuda con la educación, nos sorprende con reformas que van en detrimento del
sistema educativo, desmejorando los niveles académicos y en consecuencia reducir
aún más los espacios culturales de esa generación emergente que reclama progreso
intelectual.

buscan contactos y logran hacer negocios. se busca mantener la pobreza. La pobreza mental no está presente solamente en la gente de pocos recursos o en los campesinos. en muchos casos en contra de la moral. establecer el nefasto conformismo de la miseria física y sentimental. será reconocido como constructor de la sociedad y parte activa del equilibrio social. se darán cuenta del deterioro moral donde se forman los hijos. manteniendo las conocidas ayudas que no son otra cosa que dádivas a través de las cuales se humilla a los ciudadanos humildes atrapados por la miseria. En el sector empresarial tambien se mueve la pobreza mental. y el peligro continuo de andar por las calles de nuestro país. Algunos empresarios son astutos y hábiles. nadie se lo puede arrebatar y nadie le puede definir precio. Los integrantes de los sectores antes nombrados que se sentirán aludidos por este escrito. con las últimas sorpresas legislativas. exitosos y con visible bonanza económica. y es por eso. solo el que lo tiene. cuando observamos como gran parte de sus militantes traicionan la Constitución. De la misma pobreza mental no escapan muchos profesionales. que sirva de base al progreso globalizado de nuestro país. . ya sea por falta de trabajo. por falta de vivienda. sin darse cuenta del deterioro social en su entorno. y aplauden las destempladas decisiones legislativas. entre las que se encuentra la reforma de la Ley de Universidades. o por falta de nuevos proyectos actualizados con planes y normas dirigidas al desarrollo de la inteligencia. en la cual se observa un peligroso desmejoramiento educativo con el fin de penetrar ideológicamente el sistema. y si lo administra de cara al país. si prefieren caminar con la frente en alto preocúpense y ocúpense. Posiblemente con esta y otras reformas. donde circulan sus familias.Estamos profundamente alarmados y la población está inquieta. todas las cuales nos parecen inoportunas e inconvenientes. dueños de lujosas casas y vehículos acompañados con abultadas tarjetas de crédito en dólares para poder disfrutar de fabulosos viajes alrededor del mundo. El intelecto es lo único seguro que posee el ser humano. tambien se encuentra en algunos partidos políticos. que son conocidos como pobres ricos.

Salvemos al país. sólo me permito darle un campanazo de alarma a los veintisiete millones de copropietarios de esta nación. propiciemos futuro con justicia. y la perseverancia en la voluntad estudiantil. . económica y social. Seamos nosotros los arquitectos de nuestro propio destino. Démosle la mano a Venezuela. no seamos cómplices viendo los toros desde las barreras. palabras del Papa Juan Pablo II. Ese destino requiere de coraje y de pasión. vamos a defenderlo. abandonemos la indiferencia. y aún con la providencia de la naturaleza somos los únicos culpables de tener el país que tenemos y la democracia que tenemos. ¡ de nuestra nación !. ocupémonos de él. sin engaños.Me permito aclarar que mi intención no es la de ofender sentimiento alguno. revísate y pregúntate ¿ qué estoy haciendo para salvar mi futuro y el de mis hijos ?. El país es nuestro. No aceptemos perversos asesores transnacionales. acompañada del profesorado y de todos los equipos universitarios en defensa de un sistema educativo con visión a largo plazo. y con los ojos abiertos tratemos de no llegar donde ya no podamos hacer nada por ella. sin excluidos. al pretender conducir sin rumbo y sin brújula todo lo referente la parte educativa. seamos leales a la democracia. ya que en nuestra presencia están destrozando el presente y el futuro. ¿ ante estos cuadros el silencio hablará a corto plazo ?. construyamos una sociedad sin pobreza mental. Construyamos equilibrio social que la paz se construye por sí sola. convirtámonos en dolientes. Estamos en presencia de una profunda descomposición democrática y política. Venezolano con sentimientos de país. vamos a jugarle limpio a Venezuela. seamos activos y vigilantes permanentes en las calles. Despierta y reacciona. Las nuevas generaciones no nos perdonarán la ausencia de dolientes. No sigamos viendo los problemas del país con binoculares. No permitamos que la historia nos sentencia por indiferentes. Venezuela no se vende ni se regala.