You are on page 1of 6

¡ESTE ES UN ARTÍCULO DE GENTILEZA!

Click para comprar la edición completa

76

Revista Novedades Educativas | N° 307 | Julio 2016

MISCELÁNEAS A propósito del Bicentenario de la Independencia Mariposas en Tucumán Un cuento de Patricia Guijarrubia P edro estacionó la camioneta en solo dos maniobras. y también a Juan. aunque muy agotado. repetido las capitales de las provincias. pero antes de alejarse del todo. todos con la garganta casi seca. opinaban los otros dos. el más pequeño de los tres hermanos. La directora de la escuela donde trabajaba como seño de quinto grado le hacía mil preguntas sobre el acto del Bicentenario. se quitó los lentes. todos estaban cansados. Miró por el espejo retrovisor. salió muy rápido. Me voy a entrevistar al intendente. –Bueno. Saben que me gusta ser puntual. dirigiéndose a Nico. el peque. En algunos tramos del larguísimo viaje todos habían inventado adivinanzas. como imaginar historias escalofriantes y tenebrosas. Juan.com | Revista Novedades Educativas 77 . para llegar desde Esquel hasta Tucumán. terminó por frotarse los ojos. en los que Juan se turnaba con Candelaria. también a través del espejo. Los tres hijos lo observaron. famoso apagón –repitió. Sonó otro celu hasta el cansancio. el único que tenía celu. los dejo un rato cerca de la Casa Histórica –dijo Pedro–.noveduc. Los tres conocían tan bien ese lenguaje. el más grande. –¡Algo diferente! ¡¡Son 200 años!! –exclamaba la directora. disparatadas y fantásticas. una melodía vibrante. El apagón. mientras se iba. La verdad era que todos llevaban un poco de esa tierrita que desprende el ripio. se mi- www. que le encantaba a Candelaria. su novia. Candelaria buscó en ese mundo interminable que era su bolso y atendió la llamada. “la más mimada”. y hasta conversaban entre todos. dos días manejando por la ruta 40. se reflejaba feliz. Debo enviar esta tarde la nota completa al diario. Claro. –¡Salgamos a la plaza con todas las escuelas de Esquel! Los tres hermanos: Nico. también jugaron a cosas más divertidas. preguntó–: ¿Tiene batería tu celu…? –y ante la respuesta afirmativa de Nico. y María. o al “qué pasaría si…”. el que extrañaba a la perrita Huayra. sobresalían los ojos. mientras Candelaria la tranquilizaba. Las caras cubiertas de polvo. sonrió.

Los tres hermanos entraron casi en puntas de pie. la soledad misma. tan despacio que les pareció interminable. se preguntaron casi al unísono: ¿Y ahora. pasen. miraron hacia un lado. Más tarde. Los seis ojitos parpadearon a la vez varias veces. se escucharon repentinamente varias frases. ella se incorporó al grupo de Teatro y ahora. por eso siempre me asomo por la ventana para distinguir si algunos chicos y chicas vienen. sino por los bolsillos del poncho que cubría a Nicolasa. soy tucumana. hacia el otro. ¡De pronto! La gran puerta azul se abrió crujiendo y tan. Me llamo Nicolasa. Eran bolsillos inmensos y movedizos. Se inflaban y desinflaban. y les abro la puerta azul. vendrán en dos horas. Mi abuela cuidaba esta casa hace un tiempo. qués de otra vez. en el mes de julio no hay clases. –Hola. Qués aburridos. se frotó ambos ojos para confirmar lo que estaba viendo. Nada. casi la mitad. tampoco porque marcaba la erre. se encogían. incluso Juan. –¡Que la vimos por la tele 10 veces! ¡Qué escuchamos 10 cuentos o más sobre este tema! Que otras 10 veces nos contaron su historia en la escuela: que los congresales se reunieron para declarar la Independencia… Qués de aquí y de allá. tan rápido. casi como un coro muy afinado. tengo nueve años. siempre escuchados los últimos días de junio. qué? –¡Ya conocemos esta casa! –casi. Todo cerrado. los fines de semana presenta el espectáculo de luz y sonido para los turistas que quieren conocer la historia de esta casa –contó. no tanto por la rapidez de Nicolasa al hablar. como el viaje que habían realizado desde Chubut a Tucumán. les manifestó tantas. las dos columnas blancas y las dos ventanas con rejas como dibujos. en tanto una catarata de palabras por segundo salía de su boca. tantas palabras que entendieron casi.raron entre sí durante varios minutos. ni por el poncho que muchos paisanos llevaban cuando se trasladaban a caballo allá cerca de la cordillera donde vivían. Se agrandaban. Los tres hermanos se sorprendieron. Parados frente a la puerta azul. Una pequeña con un poncho azul que la abrigaba. nada. los cumplo el 9 de julio. Candelaria había caminado unos metros hacia la esquina y se la veía gesticular y garabatear círculos con la otra mano. Algunas veces me aburro mucho. aún no hay público porque no están los guías. Habló tan. nada. porque en la Patagonia las vacaciones de invierno duran un mes. como su amigo del cole que también era tucumano. mientras con las dos manos les hacía señas para que ingresaran–. les dio 78 Revista Novedades Educativas | N° 307 | Julio 2016 la bienvenida. Los tres al mismo tiempo. . Entren –continuó diciendo–. cambiaban de forma. qués divertidos. qués y miles de qués. con la cual no sostenía el celular.

por las vitrinas. parecían dos. Armaron 9 caminos laberínticos. se detuvieron en algunos cuadros. desafiando el equilibrio. las había de diferentes colores y tamaños. ante cada preguntasusurro. y entonces se rascaban mientras escuchaban.Mariposas salían de ambos bolsillos. de escalera en escalera. Y. se quejaban que tampoco veían bien los carteles!? Así los porqués se multiplicaban. larguísimos… sino que les hacían preguntas. en pleno vuelo armaban palabras: Bienvenidos y Bienvenida. de pasillo por pasillo. los tres hermanos abrían los ojos como cuando contemplaban una peli en la única sala de cine de la ciudad-pueblo donde vivían. Pero las mariposas no les susurraban mucha. Los invitaban a leer los nomencladores. ellos debían encontrar las res- puestas observando cada detalle. si Juancito no llegaba a leerlos porque estaban muy altos. muchísima información o discursos largos-largos. En el momento en que se posaban sobre algún objeto. que unidas. Todas eran preguntas para invitarlos a leer… a entender… a descubrir respuestas y construir nuevas preguntas. esos cartelitos que se colocan al lado de cada objeto en los museos. ¿¡Se imaginan que los otros dos hermanos. batían sus alas diminutas. observaron las actas de la Independencia. ellas están siempre. eran 9 mariposas. los patios.com | Revista Novedades Educativas 79 . los llevarán a descubrir secretos de esta casa… Mientras las mariposas volaban. Frente a cada objeto. el periódico El Redactor.noveduc. casi que les daba cosquillas en la oreja. revolotearon en las mesas. con sus vuelos libres. más sorpresa aún. Nico y Maru. recorrieron las salas. ¡De los qués aburridos pasaron a los porqués curiosos! ¿Por qué no había mujeres congresales? ¿Por qué el Acta de la Inde- www. ¡usaban mayúsculas y todo! –Síganlas –pidió Nicolasa–. los tres hermanos escuchaban un susurro tan cálido como divertido. arriba y abajo. Las contaron. toditas exhibían sus cuatro alas. Incluso. sobre los baúles marrones y ocres. Seguían a las mariposas. pero todas. las mariposas lo levantaban y el peque abría los brazos. de sala en sala.

similar al que la abrigaba a ella. el más grande. para avisarle que ya había terminado la entrevista. ¡Los voy a extrañar! –exclamó Nicolasa. la miel de caña. a la selva y a las pampas. además de las achilatas. 80 donde las mariposas no los llevaran y les susurraran preguntas. a otros pueblos y ciudades. decía mi bisabuela– son como mariposas Revista Novedades Educativas | N° 307 | Julio 2016 pero con las alas hacia abajo. Candelaria había terminado de charlar por celular. sintieron sabor a patria. a los golfos y a la playa. casi puchereando–. ¿por qué en las Malvinas no flamea nuestra bandera? Nicolasa los acompañaba. fucsias. a los esteros y ríos. Las mariposas que hoy los guiaron por esta Casa Histórica son amigas de las que hacen flamear muy. Nicolasa les regaló un poncho azul. bajo la sombra del lapacho rosado. Las mismas que. mirando a los ojos a Nicolasa y sonriendo. Los cinco compartieron cinco achilatas. protegen día a día. También saborearon los susurros de historia. corría. a minutos del Parque Nacional Los Alerces. vuelan para que pronto podamos ver nuestra bandera argentina flameando en Malvinas… ¡¡así será completa nuestra independencia!! Los tres hermanos caminaron hasta la Plaza de la Independencia. Pedro le había enviado un mensajito a Nico. pasearon por el parque hasta el atardecer.pendencia se tradujo al guaraní. se deslizaba como si volara… casi sin apoyar los pies en el suelo de ladrillo… recorrieron toda la casa. lejos de las compus. Nicolasa les convidó alfeñiques de azúcar. ¿Allí susurrarían también las mariposas ojitos de sur? El achilatero sonrió al observar las mariposas que salían de los bolsillos del poncho azul. Y cuando los tres pensaron que la visita había terminado. compartieron. . les convidó claritas dulcísimas y les sugirió que llevaran a las mariposas a volar cerca de las montañas patagónicas. –Para que anuncien a otros chicos y chicas los susurros de las mariposas… –pronunció mientras tendía sus dos manitos y acariciaba ese poncho de bolsillos movedizos. también a la costa y cordillera. como las cinco aljabas que colgaban de la ventana de la casa donde vivían al pie de la cordillera. señalando hacia abajo–. Al llegar a la última sala. “bebieron el sol” (como decía la mamá). para que susurren a otros chicos y chicas la historia de nuestra patria. no quedó un lugar que no exploraran. Sentados los cinco frente a la escultura de la mujer con las cadenas rotas. trepaba. ansiosas. muy alto nuestra bandera celeste y blanca en cada rincón de la patria. acompañan. al quechua y al aymara? ¿Por qué los congresales usaban arenilla para firmar? ¿Por qué no había congresales de Chubut? ¿Tampoco de Entre Ríos? ¿San Martín y Belgrano participaron del Congreso? ¿Cuántos días se reunió el Congreso? ¿Siempre fue en Tucumán? ¿Por qué no se hizo el Congreso en Buenos Aires? ¿Por qué no se declaró antes la Independencia? Si actualmente somos independientes. –Porque los ponchos –punchus. hacia la tierra –contestó Nicolasa. –¿Por qué un poncho? –preguntó María. Abrigan. cuyas urdimbres y tramas mostraban infinitos azules. cerca de las mariposas.

¡ESTE ES UN ARTÍCULO DE GENTILEZA! Click para comprar la edición completa ¡ESTE ES UN ARTÍCULO DE GENTILEZA! Click para comprar la edición completa www.com | Revista Novedades Educativas 81 .noveduc.