Título: “La comunicación social”.

Autor: Dra. Hilda Saladrigas Medina.
Profesora, Facultad de Comunicación, Universidad de La Habana.
1. Un fenómeno de múltiples significados
La Comunicación según su génesis es una capacidad que surge en la evolución de
determinadas especies y resulta un privilegio de la especie humana. Por su contenido es un
proceso sociocultural activo de interrelación entre actores, que acuden al recurso de la
información (Serrano, 1991:13).
El término que proviene del latín communis, significa poner en común, y expresa la esencia
de esa actividad1 compleja que se da en diferentes espacios, entre un número diverso de
actores que producen y hacen uso de la información de manera privada o pública: sociales,
grupales e interpersonales y que con el desarrollo industrial se ha tecnologizado,
diversificando sus soportes.
Para Wilbur Schramm “la comunicación es la trama que une a los individuos, familias,
grupos sociales y religiosos, corporaciones, públicos de los medios de comunicación
masiva, sociedades, culturas y naciones” (Márquez de Melo, 2001: 27)
La sociedad, en consecuencia, hace de la comunicación una práctica de la que depende no
sólo la organización y rentabilidad de sus niveles de producción, sino también y
principalmente la identidad de su misma reproducción, que hoy día se sostienen ya sea
mediante la producción social de comunicación y medios, ya sea a través de las estrategias
sociales de comunicación en las organizaciones. (Piñuel, 1997: 92)
Sin embargo, mayoritariamente, su tratamiento ha sido reducido a un enfoque mediático,
que ha exaltado la comunicación como proceso y producto de medios y tecnologías,
ensalzando un instrumentalismo que ha situado en un segundo plano su relación con
diversas prácticas sociales.
La causa fundamental de tal comportamiento para casi todos los especialistas en la materia
es la aparición y desarrollo de los llamados medios de comunicación social, - la prensa, el
cine, la radio, la televisión, - lo cual hizo que en lugar de partir de las relaciones humanas,
fueran la técnica, la ingeniería y la electrónica y las poderosas empresas propietarias de los
medios quienes impusieran la forma de concebir la comunicación.
Así, tendencias como la “masmediación” y la “audienciación”, a decir del profesor
mexicano Guillermo Orozco (1998), han impuesto una visión reduccionista de la
comunicación que ha traído como consecuencia la disolución de los diferentes espacios
comunicativos (interpersonal, grupal, institucional, cultural).
1

Facultad de obrar. Enciclopedia Microsoft® Encarta® 2002.

Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 1 de 10

Jonson (1953). Schramm (1954). mientras que la información se establece entre polos con bajo coeficiente de comunicabilidad. o decir que una idea determinada proviene de una fuente específica. Enciclopedia Microsoft® Encarta® 2002. pero por sí sola la suma de informaciones no constituyen la comunicación. la comunicación definirá el intercambio de mensajes en un plano de igualdad entre los participantes. depositarios. establecen una unidireccionalidad en el proceso. por Shannon (1947). La concepción de la comunicación como proceso2 ha sido abordada. Westley y MacLean (1957). 2 Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 2 de 10 .La masmediación ha establecido el protagonismo de los medios y las tecnologías de la información y la comunicación en las diferentes esferas de la vida cotidiana. quienes han establecido de una manera u otra diferentes modelos que expresan los componentes del acto y las funciones que desempeñan los mismos. que la información es el contenido del mensaje y la comunicación es el proceso global. el mensaje y el receptor. subyace una comprensión específica de la comunicación. Berlo (1964). Marcados por una fuerte influencia de los medios tecnológicos que en su desarrollo facilitaron su realización. 2001: 43) distingue la comunicación de la información a partir de considerar que son dos tipos de interrelación con un grado de coeficiente de comunicabilidad de los polos (Emisor/ Receptor) en presencia diferentes. Los modelos transmisivos también conocidos como informacional. entre otros. lo educativo y lo económico. desde el más público hasta el más privado. según la cual es sinónimo de información. pasando por lo cultural. lo laboral. lineal. Se podría decir. Es decir. Orozco (1997). Antonio Pascuali (citado por Alsina. se compone de ella. entonces. Lasswell (1948). confort y comodidad. Berlo sostenía que “no es posible hablar ni del principio ni del fin de la comunicación. En la argumentación a favor de la disolución de las diferencias entre una comunicación mediatizada y otra que no lo está. En dichos modelos se han observado dos tendencias: la una transmisiva y la interactiva. No es menos cierto que la transferencia de información es condición y propiedad del comportamiento de todo ser vivo en el mundo y que la comunicación incluye la información. La audienciación expresa los índices cada vez más altos de receptores múltiples de los cada vez más y diversos dispositivos comunicacionales que se crean como parte del desarrollo que garantiza prosperidad. Fearing (1957). en el que intervienen elementos como el emisor. lo político. en Conjunto de las fases sucesivas de un fenómeno o de una serie de fenómenos. que la comunicación se produce de una sola manera” (2000:22). persuasivos. de manera que las sociedades del nuevo milenio conviven y dependen cada vez más de los medios y las tecnologías que han pasado a convertirse en una necesidad y con ello establecer un alto nivel de dependencia de sus aplicaciones y bondades. Esta posición propugna que el medio es el mensaje. rectilíneos.

el periodismo. rico y complejo. para ir haciendo realidad una utopía sustentada en una libertad comprometida con la justicia y la equidad. por lo que considera eficaz el proceso mediante el cual todo cuanto se quiere decir llega al destinatario con la menor interferencia o ruido posible. quien en ambos casos disfruta de cierto poder. lo hacen más diverso.ellos se aprecian dos matices fundamentales: uno que pone su mayor interés en la cantidad de información emitida. Pensar en cada elemento comunicativo de forma segmentada del resto de las comunicaciones es ignorar la compleja realidad actual” (1998: 111). actitudes y hasta conductas sugeridas por el emisor. opiniones. y en una solidaridad crítica” (Barbero citado por Orozco. es uno de los mayores desafíos que actualmente se enfrenta y la condición sine qua non. Pero la comunicación es también un área profesional4. prácticas laborales. producto y componente de ellas. oficio que se ejerce públicamente. Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 3 de 10 . Otro. así hay autores que incluso proponen una denominación diferente y citan la figura del emirec (sujeto que resulta emisor y receptor a la vez). la ritualidad y la tecnicidad que median el proceso comunicativo. Por su parte Alsina ha apuntado que “si se apuesta por una aproximación global al objeto de estudio 3. que se comprueba cuando este asume conocimientos.y especialmente de la comunicación. el investigador y académico Jesús Martín Barbero. En las últimas décadas se han ido delineando posiciones que plantean la necesidad de enfocar la comunicación desde las prácticas sociales. establecer las interrelaciones entre las distintas formas de comunicación. entre otros. que pone énfasis en lograr un efecto sobre el receptor. Allí menciona como tres dimensiones o componentes esenciales de la práctica social la sociabilidad. tiene sobre el mismo. aún cuando la propaganda y la publicidad 3 4 Realidad empírica de la comunicación. Ello le permite afirmar que “El fortalecimiento de prácticas sociales -autónomas y democráticas. así como las prácticas sociales en que se inserta y a las que le sirve de base. 1998: 3). también denominada circular que establece un proceso en el que el los límites entre emisor y receptor se pierden porque el rol es intercambiable. hay que tener en cuenta todas las formas de comunicación de la vida cotidiana” (2001: 14). No es extraño observar actualmente como tendencia el hacer un tipo de aproximación global o. al menos. donde se ha destacado con una fuerte tradición en sus prácticas. a la vez que precisa la relación e influencia. La interactiva. Al respecto Saperas señalaba que “cualquier forma de comunicación se encuentra interrelacionada con otras formas del proceso comunicativo de mayor o menor complejidad. otra mediación que no es precisamente la de los medios. que el entorno que le sirve de escenario. a la vez que el receptor es considerado en ambos casos como un sujeto dependiente. Se destaca. Esta forma de mirar el proceso establece iguales condiciones para los que intervienen en él. Campo de empleo facultad. quien con su libro “De los Medios a las Mediaciones” (1986) descentra la atención en los medios como únicos componentes de los proceso de comunicación y propugna la tesis de abordar las mediaciones que tiene lugar en esos proceso de comunicación y la incorporación de lo cultural como ingrediente fundamental para entender y explicar la comunicación. pasivo y manipulable.

aunque para otros técnicamente su ejercicio sea mucho más contemporáneo. sólo que la palabra disciplina conlleva el sentido de entrenamiento o rigor adoptados para la enseñanza de una ciencia (Borrero. la conexión que desmaterializa e hibridaagencian el devenir mercado de la sociedad. El sentido disciplinar5 es otra de las aristas de la comunicación. nacionales o locales. y en paralelo la identificación de prácticas comunicativas en los diferentes espacios de relaciones humanas. según algunos autores. 1973 citado por Tamayo y Tamayo. el mercado laboral para comunicadores sociales fue ampliando su espectro. sin duda la especialización y profesión de mayor tradición y que ha tenido en los últimos años un significativo desarrollo. 1999: 81) 5 Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 4 de 10 . anunciantes. se consolidan áreas como las relaciones públicas.en el espacio/tiempo del mercado y las tecnologías. Hoy.se realizaran en paralelo e incluso tengan hondas raíces en el tiempo. no lo hacen con la suficiente riqueza y especificidad que exige. a la Disciplina: Doctrina que se enseña a discípulos. organizaciones informativas. Rama de las ciencias o simplemente ciencia. Con el desarrollo de las tecnologías de la comunicación y la información. la publicidad. el flujo que comprime y globaliza. radio y televisión) que además amplían y diversifican sus especialidades en la misma medida en que se desarrollan las tecnologías. Para Jesús Martín Barbero “en este malhadado comienzo de siglo la comunicación se halla atrapada entre fuertes des-ubi-caciones y densas opacidades que provienen de la emergencia de una razón comunicacional cuyos dispositivos -la fragmentación que disloca y descentra. las ex-plosiones e implosiones de las identidades y las reconfiguraciones políticas de las heterogeneidades” (2002: 10). campo de estudio en comunicación sería a decir de Rodrigo Alsina “la aproximación de la disciplina a la realidad empírica sometida a los procedimientos de investigación” (2001: 13). la conversión de la comunicación en el más eficaz motor del desenganche e inserción de las culturas -étnicas. Así. las investigaciones y los medios de comunicación masiva (cine. En lo que respecta a la parte educativa o de formación profesional guarda estrecha relación con su carácter científico y el estatuto de campo académico y de conocimientos. Frente al consenso dialogal del que Habermas ve emerger la razón comunicativa -descargada de la opacidad discursiva y la ambigüedad política que introducen la mediación tecnológica y mercantil. la propaganda. las relaciones públicas. polémica que existe entorno a la definición de su carácter disciplinar y que abordaremos más adelante.lo que estamos necesitando pensar es la hegemonía comunicacional del mercado en la sociedad. O la ordenación precientífica lograda por la práctica de determinados oficios como el periodismo. junto al periodismo. la comunicación organizacional o institucional. Pero al mismo tiempo estamos necesitados de pensar el nuevo mapa que di-bujan esas tensiones entre las mutaciones tecnológicas. la comunicación educativa y comunitaria. o mejor. Si bien es cierta la coexistencia de un nivel de complementariedad (se enseña lo que la práctica y la investigación van aportando) no siempre ocurrió así y por otra parte cabe la pregunta de cuánto de lo que se ha pautado en esta área tiene legitimidad teórica propia o son prestamos de otros cuerpos conceptuales que si bien explican el proceso.

editoras de libros y revistas. mientras los norteamericanos la llamarían mass communication o media. reproduciendo. Sólo más tarde la investigación de los fenómenos comunicacionales ocuparía espacio en las actividades universitarias. la confirmación del postulado compartido por Einstein y Piaget. Antropología mucho antes de que se pensara en la necesidad de un área académica.) rotulados por la Escuela de Frankfurt como “industria cultural”. Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 5 de 10 . 1997: 22). 6 Teórico o práctico. emisoras de radio o televisión. Educación. que conforman una larga lista de materiales que son estudiados y que pueblan el campo (Valbuena. Es. soportes como las tecnologías y actores como los comunicadores. el entretenimiento y la teleducación. en síntesis. 2001: 27) fueron agrupados en el segmento de las “ciencias sociales aplicadas” y sus cuadros de referencia se encontraban en el centro del sistema productivo. proporcionando equilibrio entre práctica y teoría con actividades de extensión universitaria y vinculación que lograron articulaciones explícitas con los mercados de trabajo. la propaganda. según cita Piñuel (1989: 125) de que aquello que genéticamente es primero en la práctica cognitiva del sujeto deviene el último objeto de su conocimiento analítico. en las rutinas de las empresas productoras y distribuidoras de bienes simbólicos (periódicos. Esa es la razón fundamental por la que los primeros cursos instalados y ofrecidos en las universidades actuaran como instancias de formación profesional. Aunque para muchos estas raíces están tan hundidas en el tiempo como para situarlas en la antigua Grecia con la labor de Aristóteles en la formación de habilidades discursivas persuasivas en sus discípulos. quien en los años 50 trabajó intensamente por la constitución del campo disciplinar y fundó las Facultades de Ciencias de la Información en ese país. etc. Aquí hay destacar el papel desempeñado por Wilbur Schramm en los Estados Unidos. citado por Marques de Melo. los paradigmas vigentes en la industria. 2001: 44) Muchos autores reconocen que las acciones comunicativas de los seres humanos venían siendo objeto de reflexiones teóricas o de observaciones empíricas en el ámbito de las universidades. Psicología. agencias de propaganda. en disciplinas como Lingüística. Eran modelos que habían sido codificados o normados por las corporaciones mediáticas a la vez que el cuerpo docente que los difundía era reclutado según criterios de competencia ocupacional. para el sector privado. o sea. O la práctica de reproducción del conocimiento6 mediante la enseñanza universitaria de materias relacionadas con la comunicación (Vassallo de Lópes. así como mediante la prestación de ciertos servicios como la investigación aplicada hecha desde la universidad. casas cinematográficas. a la cual los alemanes se refirieron inicialmente como Zeitungswissenschaft y después Publizitik y que los franceses denominarían information. o para el gobierno mismo entre otros. o para otros sectores como organismos no gubernamentales. Particularmente los medios de comunicación masiva. telespectadores. en cierto modo. los lectores.vez que productos como los textos. Ello se traduciría en estudios relacionados con el periodismo. correspondiendo con las funciones esenciales en tanto instituciones sociales (Mc Quail. entre otros.

preservaron la heterogeneidad de oficios. cineastas. el segundo. soportes como las tecnologías y actores como los comunicadores. Destinadas a formar profesionales. publicistas. previamente demandados y continuamente mantenidos bajo la vigilancia de las corporaciones respectivas (periodista. anunciantes.) les dio gran vitalidad. El primero.De ahí que el campo de conocimientos o campo de estudio en comunicación sería a decir de Rodrigo Alsina “la aproximación de la disciplina a la realidad empírica sometida a los procedimientos de investigación” (2001: 13). la ausencia de investigación institucionalizada. en síntesis. según cita Piñuel (1989: 125) de que aquello que genéticamente es primero en la práctica cognitiva del sujeto deviene el último objeto de su conocimiento analítico. Ese contacto se dio en varios sentidos. 1982: 219-249). A partir de los años 70. tecnologías. 2001: 28). en tercer lugar. telespectadores. hubo una atrofia en el perfil profesional. o publicidad. politología). entre otros. los lectores. intercambios. financiamiento de investigaciones. El aprendizaje de las metodologías indispensables para su producción y difusión (estética. mercadologías). Pero la delimitación de fronteras entre los núcleos académicos no significó el distanciamiento de las emergentes ciencias de la información y de la comunicación (Mucchielli y Lazar citados por Marques de Melo. la copia a crítica de los modelos foráneos y por último excesivo grado de centralización de los currículos. El perfil profesionalizante de tales cursos (Benito. la circulación por áreas conexas. cine. organizaciones informativas. 1997: 22). están insertados en las universidades. Pero en América Latina al trasplantarse los modelos europeos o norteamericanos de enseñanza de la comunicación se presentaron varios obstáculos. la confirmación del postulado compartido por Einstein y Piaget. 2001: 27) en relación a las ciencias sociales básicas (historia. las universidades adoptaron el modelo del comunicador Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 6 de 10 . La asimilación de los contenidos inherentes a los mensajes. a la vez que productos como los textos. que conforman una larga lista de materiales que son estudiados y que pueblan el campo (Valbuena. antropología. produciendo conflictos entre las universidades y las corporaciones mediáticas. editorialización. literatura. La cooperación con el sistema productivo (empresas mediáticas) resultó en pasantías. radio-teledifusión. A pesar de compartir el mismo espacio académico (facultad o instituto) y el terreno común de los soportes de difusión (los medios de comunicación de masas) las carreras siempre mantuvieron independencia didáctica. tanto en Europa como en Estados Unidos de América. Recuérdese que los primeros cursos. Lo que permitía a los estudiantes de las a escuelas de periodismo. Es. la ausencia de tradición interdisciplinar en las universidades. las relaciones públicas. O la ordenación precientífica lograda por la práctica de determinados oficios como el periodismo. lenguaje. bellas artes). Ni tampoco en relación a las humanidades (filosofía. sociología. relaciones públicas. etc. En consecuencia. La comprensión de las teorías relativas a los efectos socioculturales de los sistemas mediáticos (Nixon citado por Marques de Melo.

no sin esfuerzo y cierta morosidad. la libertad de cátedra para los mexicanos. pero para todos cambiantes y adaptables según las demandas del mercado laboral y el ejercicio profesional que se ha visto constantemente enriquecido en sus prácticas. en Latinoamérica. la comunicación organizacional y la promoción. ni en los perfiles de formación. México concretamente. en frase de los brasileños. herramienta de interlocución. Ello está teniendo cierta repercusión en los programas docentes y curriculares que forman Licenciados en Periodismo. agencias y movimientos sociales. el empírico de influencia norteamericana. dispositivo de Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 7 de 10 . En este epígrafe hemos tratado de reflejar la complejidad que entraña hablar de la comunicación. Actualmente se puede constatar la libertad curricular. se aprecia un incremento notable de las instituciones que enseñan Comunicación Social. ámbito donde se genera. sonidos y sentidos. sin embargo no se puede hablar de tendencias claramente delineadas en los programas de estudio. tarea nada fácil teniendo en cuenta que “a diferencia de otras disciplinas u objetos de estudio. campo interdisciplinario. El panorama existente. soporte simbólico y material del intercambio social en su conjunto. pero que en los 80 es retomada con fuerza. el mercado laboral con la sociedad en general (Benassini. parte esencial de la cultura y la innovación cultural. el del análisis social crítico y los estudios culturales. proceso y resultado. 9 El desorden es una ventaja de nuestras carreras aunque con serias dificultades para trabajar sus currículas desde un enfoque de los procesos porque resulta más fácil trabajar con énfasis en los productos (Baccin. Los currículos varían de una universidad a otra. la publicidad. Publicidad y Relaciones Públicas y Documentación. Cada país sigue las reglas que le dictan su experiencia en el campo y el mercado laboral. se gana o se pierde el poder. 2001: 45-47) En Europa. conjunto de imágenes. muestra la insuficiencia del diálogo entre la universidad. institucional y cultural. de grupo. enlace y registro de agentes. organizacional. además por supuesto de la mediatica. práctica o conjunto de prácticas. Retrocediendo en cierto sentido a la tendencia a la especialización que dominaba en las industrias del ramo. en Comunicación Audiovisual. Así pasaron por las universidades diferentes modelos para el estudio y enfoque de la comunicación social (Fuentes Navarro. las relaciones públicas. así mismo. aunque mantienen una orientación similar. situadas en diferentes campus y en diversa regiones del país. en España actualmente se está apostando a estudiar la comunicación colectiva y en esa categoría se entrecruzan la comunicación interpersonal. fundamentalmente en el sector privado.polivalente. fenómeno. los currículos especializados para los españoles. las currículas desordenadas según los argentinos. espacio de conflicto. lenguaje y lógica de articulación de discursos. A la tradicional formación de periodistas y comunicadores para los medios de comunicación masiva se han unido. 1998) entre ellos y por orden se pudieron apreciar el pragmático. es a la vez que paradigma. 2000: 29) Actualmente la situación de la enseñanza de la comunicación ha registrado una explosión en muchos países. Por citar algunos ejemplos que nos son más cercanos. el humanístico.

De Fleur.Hacia una investigación posdiciplinaria de la comunicación. 13. Galindo Cáceres.125. Jesús. 47. David. 2003. 10. Escuelas de comunicación en México: ¿realidad o imaginario social?. La Comunicación Humana en el mundo contemporáneo. España. Elizabeth. 32.11. Revista Telos No. Berlo. Revista electrónica Hiper Textos No. 2001. http://www. México D.la representación. México. Editorial Pablo de la Torriente. Fuentes Navarro. S. Elementos para una matriz y un programa de configuración conceptual. Introducción a la Teoría y a la Práctica. Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 8 de 10 . Habermas. 1989. Madrid. Valencia.31. Vigilancia para quitar el velo. España. México. Diciembre/ 1992Febrero/ 1993. 9. California.geocities. Madrid.teórica. El proceso de la Comunicación. Sobre comunicología y comunicometodología. Conocimiento e interés. Bofill. Pág. Fernández Collado.60.51. 2003. CEPES. Cómo investigar en comunicación. Mayfield Publishing Company. Baccin. 1996. Epistemología de la Comunicación. 1976. María Dolores y Carmen Caffarrel. 7. 2. 2000.A. La investigación sobre comunicación en España. Bibliografía: 1. Jürgen. Un balance cualitativo. Guía didáctica. 2da edición. http://www. Sistematización Documental 1956. Revista Diá.59. Anuario de investigación de la comunicación CONEICC. ____________________. United States. 42. México. Fundación General de la Universidad Complutense de Madrid y Ayuntamiento de Madrid. Cuba. Ediciones Pirámide S. 15.com (acceso julio/2004). 3.1986. ámbito diferenciador de prácticas sociales” (Orozco.24. Melvin et al. Argentina. Fundamentals of human communication. Julio. Benavides Delgado. Ángel. La Habana. Margarita e Hilda Saladrigas. 2001. herramienta de control al servicio de unos cuantos y de exclusión de las mayorías de los beneficios del desarrollo. Benito Jaén. Pág. Taurus Ediciones. 2000. La investigación de Comunicación en México. Notas para una comunicología posible. Bellon.logos de la Comunicación No. 16.logos de la Comunicación No. Sep. Agosto. 12. Fundamentos de Teoría General de la Información. Primera guía de apuntes sobre horizontes de lo posible.Diciembre 2003. Pág. 1988. ___________________. 4. España. Universidad intercontinental. 7.geocities. Espacios universitarios: ¿la realidad de un páramo o ilusión de un espejismo?. Alonso. Las convergencias de la comunicación. Revista Telos No. Cuba. Benassini. Taurus Ediciones. Colectivo de autores. La Comunicación educativa. Agosto. Raúl.F. Cáceres.com (acceso julio/2004). l982. Ediciones de Comunicación. Octubre. 9. 62. 8. Revista Diá. 2001 5. 18. Pág. Problemas y perspectivas investigadas. Cristina. 2000.A.nov. 109. Madrid. _______________Teoría de la Acción comunicativa. Claudia. Editorial El Ateneo. 11. 1990. 1999. 17. España. Tomos I y II. Pág. Carlos. 1993.Hill. Juan et al (editores). 14. Segunda edición. Buenos Aires. 6. McGraw. Fernando Torres Editor. Juan y otros. 1997: 28). España. La Habana.

ubicaciones y opacidades de la comunicación en el nuevo siglo. __________________. Pág. 1990. Madrid. España. 12. Lozano Rendón. 1998. España. Pineda. Editorial Síntesis S. Introducción al pensamiento complejo.ca (acceso junio/2004). Pili. José. 2002.A. No. "La epistemología de la comunicación a los 40 años de su nacimiento”. 34. http://www. 1997. Jesús. 1989. Revista Telos No. 1997. 20. 4. ¿Qué investigar hoy sobre comunicación en América Latina?. Ediciones de Periodismo y Comunicación. 2000.Comunicación y Cultura: Unas relaciones complejas. La investigación de la Comunicación dentro y fuera América Latina. ___________________. Madrid.logos No. ___________________. José Luis. Revista Diá. Identidad del campo de la comunicación: estrategias para salir del gueto académico. Madrid. No . Barcelona. La investigación mestiza de la escuela latinoamericana. 73. Editorial Tecnos. Julio. ___________________. José Carlos. España. Conocimiento científico e investigación en la comunicación social. España. Revista Telos No. Barcelona. De los medios a las mediaciones. 2001. Metodología general. 1986. Madrid. España. 29. Lumbreras Castro. Las Facultades de Comunicación no pueden renunciar a un proyecto de país. México. Mitchell. 22. 2001. 1995. 25. Volumen 17. __________________. México. La expresión. 27. Sep. Revista Diá. Noviembre. Revista Telos. 62. Editorial Trotta. Martín Barbero. San Juan Puerto Rico.nov. Jorge. España.31. 24. s. 1982. 23. Guillermo. Epistemología y análisis de la referencia. Universidad Javeriana. 19. 37. Pág.. 36. Conferencia inédita. 1987.logos de la Comunicación No. Colombia. 35. Tendencias. 26. _____________________. Pág. 8-23. Editorial A Corazón. Material de Estudio. 2001. __________________. Los procesos comunicativos.65. Ciencias de la Comunicación. España.33. 26. 1989.86. cultura y hegemonía. S.75. 32. Martín Serrano.22. David. Teoría de la Comunicación. Antonio. Pág.. Posturas de conocimiento de la comunicación. Julio. Madrid. Morín. 38. Revista Signo y Pensamiento No. Perspectivas y Desafíos del Estudio de los Medios. Marques de Melo. Pág. Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 9 de 10 . Teoría e investigación de la comunicación de masas. Argentina. Editorial Alianza S.19. 31.cjc-online. Sept. Pág. __________________. Ediciones G. IFCA´ s Efforts to improve the exchange of communication research internationally. Piñuel Raigada. Tecnicidades.14. 21.A.a 33. Buenos Aires.A. Revista Diá. Lucas Marín. 1996. Sociología de la Comunicación. alteridades: des. 47. identidades. 64.62. Alambra Mexicana. Mc Carthy. Migdalia. Madrid. ¿Necesitan una teoría propia o son explicables desde la Teoría Social General?. Canadian Journal of Communication. 1990. España. 1992. Una introducción a la Filosofía de la Comunicación. 1999. Comunicación. 30. Edgar. Manuel y otros. S. Thomas.A. Orozco.nov. UNAM. Gedisa Editorial. Visor Libros. 28. La Teoría Crítica de Jürgen Habermas.logos No. La producción social de comunicación.

La Habana. monografías. 62 Pág. 45. 53. Franz. Saperas. Editorial Tecnos.com. Noviembre de 2002. 44. 56. Madrid. Enrique E. 1995. ___________________. Enric. Madrid. Los modelos de la Comunicación. Editorial Síntesis. 1987. 1997. J:R: " ¿Existe la teoría de la comunicación?". 2001. España. 8599. www. Ediciones Universidad de Navarra. Wallersteln. España. Bustos. Revista Telos No. La Habana. Coordinación Editorial Universidad de Guadalajara. 47. Comunicación. Sánchez Ruíz. Barcelona. María Immaculata y Raúl Fuentes Navarro (compiladores). España. Perspectivas reflexivas latinoamericanas. 52. María Immaculata. Filosofía de la comunicación. Revista Enfoques. CIMS. Pág. Técnicas de investigación en Comunicación Social. Lima. Situación actual del debate epistemológico de la Comunicación. Miquel. 46. Campo y objeto de estudio. Valvuena de la Fuente. 46. 51. Barcelona. Problemas y desafíos de la formación académico. La investigación y el entorno social: notas para una agenda. 64. Editorial Noesis. La investigación de la comunicación de masas. España. 56. 1997.L. Mauro. Junio. Vidal Valdés. Immanuel. 1998. 1999. Pamplona. Ámbitos. ___________________. Zalba. 41. Perú.logos No. Barcelona. Estela María y Jorgelina A.Teorías de la Comunicación Social. Felicísimo. teóricas y metodológicas. Cuba. (acceso: 5/abril/ 2003) 55. 2000. métodos y perspectivas. 34. 54. Manual Básico de Teoría de la Comunicación. Abrir las ciencias sociales. 40. Hilda Saladrigas Medina_____________________________________________________Página 10 de 10 . Pág. S.39. 1998. Cuarta edición en español. ___________________. 42. España. Rosental. Rodrigo Alsina. Medios y mediaciones en la comunicación empresarial. 12. 24-35. 43. México.41. Yarce. Siglo veintiuno editores. 1999 50. Madrid. Paidós. México. 1981. Documento de Internet. La investigación de la comunicación: cuestiones epistemológicas.logos No. M y P. Julio. Octubre. Portugal Bernedo.Agosto. España. UPEC. 2001. 48. Teoría General de la Información. Vassallo de Lópes. Vassallo de Lópes. España. Jorge (Editor). Elaboración y registro de datos. 1996. Madrid. Teoría de la Comunicación y gestión de las organizaciones. Pág.27.profesional ante la diversidad de los actuales escenarios de la comunicación social en Revista Diá. ___________________. S.logos No. Aldea Global. España.A. Editorial Síntesis S. Fundamentos para una estrategia de las organizaciones. Diccionario Filosófico.A. 2001. 1986. Iudin. marzo de 1999. Revista Diá. Wolf. Editora Política. sin referencias. (coordinador). 49. Revista Diá.