INTRODUCCIÓN

Todos los aspectos relativos a la forma en la que nacen las obligaciones, los diversos
elementos que la conforman, las distintas modalidades de obligarse que tienen las
partes y las formas en las que se puede extinguir la relación obligatoria, ya sea de
manera natural a través del pago o mediante figuras alternativas que cumplen el
mismo rol. Y hemos podido apreciar que en materia obligacional las posibilidades son
muchas, ya que el derecho de obligaciones no es tan restrictivo como otras ramas,
por el contrario, otorgan mucha libertad a las partes para decidir sobre la forma en la
que pueden relacionarse negociablemente, así como para determinar el contenido de
los compromisos asumidos.
Evidentemente debemos resaltar que la primera intención que mueve a los sujetos
para celebrar o contraer una obligación es que la misma se cumpla, de tal forma que
el acreedor obtenga la satisfacción de sus interés, eventualmente, el deudor se vea
compensado con el pago de la contraprestación convenida. Este interés del acreedor
no necesariamente será expuesto en el convenio, ya que puede tener o no la
relevancia para la obligación en si misma e incluso puede no tener un contenido
patrimonial (como las motivaciones subjetivas que lo llevan a contratar para
satisfacer un anhelo personal), pero la prestación a cargo del deudor debe tener, de
todas maneras, un contenido patrimonial para que el derecho la sancione.
Vemos que cada modalidad de las obligaciones dar, hacer, o no hacer. Cuáles son
las consecuencias que se generan en caso de incumplimiento de la obligación y
cuáles son las opciones que tiene el acreedor ante la falta de obtención de lo
esperado, pasando desde la ejecución forzada (cuando ella fuera posible) y por tanto
la obtención del objeto mismo de la prestación inicialmente convenida, la ejecución
por tercero, la resolución de la obligación has tal la obtención de una indemnización
debido al incumplimiento. En cada una delas diferentes modalidades de obligaciones
estudiadas hemos analizado esta posibilidades que tiene el acreedor de acurdo a su
conveniencia y a las circunstancias presentes en cada caso.

Pero el código también de manera especial un parte dedica íntegramente al tema de
la inejecución de las obligaciones y precisa cuales con las reglas que se aplican en el
caso de que no se llegue a ejecutar la prestación prometida, reglas que en su
mayoría ya han sido tocadas en el estudio previo de cada una de las distintas
modalidades de obligaciones estudiadas. Por tanto, la inejecución de las
obligaciones se basa en el cumplimiento de pagar una deuda y que si se deja de
pagar esta, se formaliza una situación de conflicto entre los particulares, lo cual
conlleva al desarrollo de un litigio.

CAPÍTULO I
TEORÍA DE LA INEJECUCIÓN O INEJECUCIÓN DE LAS OBLIGACIONES
1. NOCIONES GENERALES
La teoría de la Inejecución de las Obligaciones estudia las causas y consecuencias
por las que una obligación no se cumple, ya sea por imposibilidad de la prestación
(caso fortuito o fuerza mayor, debidamente comprobada) o por causas imputables al
deudor (por actuar culposo y doloso)
Para efectos de nuestro estudio debemos entender como inejecución de obligaciones
todo caso de incumplimiento de la obligación, sea cual fuere su causa determinante,
esto es, todo supuesto de no cumplimiento de la prestación debida en los términos
pactados. No debemos olvidar que el acreedor tiene todo el derecho de obtener el
cumplimiento íntegro de la prestación, con lo cual verá satisfecho su interés y la
causa que lo motivó a contratar. Por eso, cualquier fractura en el cumplimiento total,
cabal, íntegro de la obligación genera inejecución puesto que el acreedor no obtiene
lo que quería y en las condiciones en las que lo quería.
En efecto, hemos visto que el incumplimiento en la ejecución de la prestación puede
ser total, con lo cual el acreedor ve completamente frustrado su interés ya que no
obtiene absolutamente ningún beneficio; o podemos también hablar de un
cumplimiento parcial, tardío o defectuoso dela prestación (entrega del bien con

deterioro material, ejecución tardía del servicio, etc.) en cuyo caso también
consideramos que se debe hablar de inejecución, dado que era un deber del deudor
cumplir fielmente con los términos de la obligación, es decir cumplir en el tiempo,
lugar, modo y condiciones pactadas, por lo que cualquier alteración en dichos deber
es en realidad un incumplimiento.1
Entonces vemos que las obligaciones pueden no llegar a cumplirse total o
parcialmente, debiendo determinarse la causa de tal incumplimiento a fin de precisar
sus consecuencias. De tal forma que, verificando las clases del incumplimiento de la
obligación, podremos asignar las responsabilidades que corresponda. Si bien existe
la presunción juris tantum2 que indica que se presume que el incumplimiento de la
obligación se debe a culpa del deudor, ellos deberá ser contradichos, si es que así
corresponda, por el deudor: el deudor tendrá la carga de la prueba de demostrar la
ausencia de culpa.
Ante el incumplimiento de una obligación, puede que presenten dos alternativas:
a) Un primer escenario nos dice que la prestación puede haberse tornado en
imposible de cumplir. La posibilidad puede ser absoluta, cuando se destruye o
desaparece la cosa materia de la prestación; o puede ser relativa, cuando la
prestación ya no beneficia al acreedor (el caso del traje de novia entregado
extemporáneamente).
b) O puede darse el caso que la prestación todavía pueda ser susceptible de
realizarse y el acreedor está en su cumplimiento, lo cual dará lugar a la Mora.
La mora puede ser imputable al deudor o también al acreedor.
En cualquier caso, las causas del incumplimiento pueden ser diversas, pudiendo
situarse en dos grupos: causas de inejecución imputables al deudor y causas de
1

FERRERO COSTA, Raúl. Curso de derecho de las obligaciones. 3ra edición. Editorial
GRIJLEY. Lima 2004. Pág. 323-324.
2
JURIS TANTUM, Da a entender que la ley presume la existencia de algún hecho, salvo
que se pruebe lo contrario. Como ejemplo de presunciones iuris tantum puede citarse el
nacimiento con vida de las personas, cuando existe duda sobre esa circunstancia; la
muerte simultánea de las personas fallecidas en un desastre común; la voluntariedad de
la entrega, por el acreedor, (…)

inejecución no imputables al deudor. Veremos a continuación de manera detallada en
qué consisten causas y efectos.

2. LA INEJECUCIÓN DE LAS OBLIGACIONES
La inejecución se puede dar en casos en que el incumplimiento directo de una
obligación sea imposible, ya sea por acto voluntario del deudor o por hechos ajenos
a su voluntad. En tiempos romanos se concebía como el “tenus aut quantitas
nunquam perit”.
Un derecho de crédito es susceptible de violación al hacerse imposible su realización
en la práctica, lo cual puede ser imputable al deudor, o quedar éste liberado de toda
responsabilidad.
Las causas reconocidas por el Derecho Romano, determinantes en la inejecución de
las obligaciones imputables al deudor son: Dolo y Culpa, el caso fortuito y la fuerza
mayor, los cuales son motivos de incumplimiento de las obligaciones, aunque por no
ser imputables al deudor producen efectos distintos. 3
Existen inejecuciones imputables, los cuales pueden ser dolosas, cuando es
atribuible al sujeto porque existía la intensión de causas el perjuicio; y, la culposa,
donde no existe intensión pero hay negligencia e impericia o desidia. Y las
inejecuciones no imputables, que enmarca al caso fortuito, que son las causas o
circunstancias de la naturaleza ajenas al sujeto que no permite la ejecución de la
obligación. Asimismo, la fuerza mayor, que son las causas o circunstancias humanas
ajenas al sujeto, que no permitieron la ejecución de la obligación. Podría ser por
ejemplo una huelga, revolución, guerra.
Por ello, para sus efectos debemos distinguir:
3

CHÁVEZ PAREDES, Manuel. Compendio del Derecho de las Obligaciones. Material de
aprendizaje para el Curso de Derecho de Obligaciones de la Universidad Alas Peruanas –
Filial Ayacucho. 176.

Cuando esto se verifica nos enfrentamos ante un supuesto de insatisfacción del interés del acreedor (total o parcial) cuyas consecuencias para el deudor estarán determinadas por las causas de aquel incumplimiento total o del cumplimiento inexacto 4. El Título de “Inejecución del as Obligaciones” de nuestro código civil no solo regula las consecuencias del incumplimiento o del cumplimiento parcial. Raúl. o la cumpla en forma parcial. la obligación se extingue por falta de objeto. tardío o defectuoso. pero este hecho muchas veces no podría ser posible que el deudor no cumpla con la prestación debida. o por algún grado de culpa respecto de los cuales no debe responder. el que estudia las responsabilidades del deudor y también del propio acreedor derivadas de tales situaciones. para satisfacer el interés del acreedor mediante la realización de lo prometido por el deudor. 4 FERRERO COSTA. sino que también contiene las normas sobre la mora y sobre las obligaciones con cláusula penal. tardía o defectuosa. - Si la inejecución se debe a un hecho por el que el deudor debe responder. 3ra edición. por cuanto se considera que ambas están relacionadas con el incumplimiento de la obligación o su cumplimiento parcial. . de ello se ocupa la teoría del incumplimiento. se reemplazará la prestación por una indemnización de perjuicios compensatoria. Pág. tardío o defectuoso. Raúl Ferrero Costa. Y si esto se verifica nos enfrentamos frente a un supuesto de insatisfacción del interés del acreedor. o la cumpla de forma parcial. cuyas consecuencias para el deudor estarían determinadas por las causas de aquel incumplimiento total o del cumplimiento defectuoso. Cabe mencionar que la regulación de la inejecución de las obligaciones está contenidas en el libro VI del Código Civil Peruano. Editorial GRIJLEY. toda obligación nace para ser cumplida. tardía o defectuosa (cumplimiento Inexacto). 324-325. Y se basa en el hecho de que las obligaciones nacen para ser cumplidas y satisfacer el interés del acreedor mediante la realización de lo prometido por el deudor. Lima 2004. Curso de derecho de las obligaciones. Es posible que el deudor no cumpla con la prestación debida.- Si la inejecución se produce por caso fortuito o fuerza mayor.

extracontractual.1. 2. Tal violación puede consistir en la inejecución o en la mala ejecución de la obligación de la obligación.1. o también en el retardo con que se produce el cumplimiento. tardío o defectuoso.Las normas sobre mora antes del pago y las obligaciones con cláusula penal se trasladan a la inejecución porque ambas operan sólo en los casos de inejecución o de incumplimiento parcial. infra. inclusive a las de origen legal. en estos casos. En efecto el deber de cumplimiento debe extenderse a todo género de obligaciones. 2. se trasladan al título referente a la inejecución de las obligaciones. Suele hablarse entonces de responsabilidad contractual. Incumplimiento de la obligación Existe responsabilidad del deudor por violación de su deber de cumplimiento de la obligación. la responsabilidad del deudor sólo existe si su consulta u otro acontecimiento del cual resulte la violación inclusive aquellos que tengan carácter fortuito le son imputables. dado que las reglas sobre ambas instituciones operan únicamente en los casos de inejecución o de incumplimiento parcial.Eugenio María Ramírez Cruz.5 2.. tardío o defectuoso de la obligación. y en consecuencia. Pero aunque en la mayoría de las hipótesis se tratará de una responsabilidad de este género. nº 7 y ss. la responsabilidad por incumplimiento será. I pág.2. Felipe Osterling Parodi.1. El incumplimiento de la obligación y la responsabilidad del deudor 2.. podría suceder que así no fuese. Responsabilidad del deudor Pero en todos los casos.Cómo en las obligaciones con cláusula penal legislada como una de las modalidades de las obligaciones.1. 5 Ver ENECCERUS. 222. .

generando la mora. 2.Se reconoce varios grados de imputabilidad los principales son el dolo y la culpa. La responsabilidad objetiva La Responsabilidad objetiva es aquella responsabilidad por el riesgo creado sin culpa.6. el cual puede ser culposa o dolosa. si es producida por causa del deudor. mediante la venta pública del patrimonio del deudor.1. . 2. para ello.1.5. Por tanto el daño resultante de la inejecución de la obligación puede ser el resultado de un dolo. siendo esta una tendencia relativamente moderna que se aparta del fundamento forzoso en la culpa o dolo para exigir el resarcimiento de los daños y perjuicios. para ello se le debe atribuir o imputar el incumplimiento de la obligación al sujeto. y por el incumplimiento originado la acción de ejecutar la obligación.4. una vez determinada la imputabilidad del deudor.1. se debe determinar si es el responsable del incumplimiento de la obligación. 2. de una culpa o de un caso fortuito. se debe considerar el grado de responsabilidad del deudor. La responsabilidad por el hecho de otro Es la derivada sin acción propia. sea este acreedor o deudor. Por la inejecución se debe responder civilmente.3.1. aquel verá su responsabilidad agravada debiendo responder por el retraso. 2. La responsabilidad puse ser personal o por acción de otro. Sobre la responsabilidad civil Los efectos que provoca el incumplimiento de una obligación. La imputabilidad Para que el deudor sea imputable. por cierto nexo con el proceder o la persona efectiva causante del daño.

pero de no poder hacerlo se debe indemnizar.2.2. La indemnización surge de la responsabilidad civil. en este caso causado por el incumplimiento de las obligaciones legales o contractuales. y la indemnización comprende el lucro cesante y el daño emergente. inicialmente se debe reparar el daño causado. La indemnización Se denomina así al resarcimiento de un daño o perjuicio. . actualmente se le debe sumar el daño moral.

incumplir una obligación equivale a no llevar a cabo la exacta prestación debida. el incumplimiento de la obligación tendrá lugar tanto en caso de falta absoluta de ejecución de la prestación. se justifica la insistencia realizada con anterioridad en los requisitos del pago o cumplimiento. EL INCUMPLIMIENTO DE LAS OBLIGACIONES 1. Con semejante afirmación se pone de manifiesto. Sin embargo.CAPÍTULO II EL INCUMPLIMIENTO 1. Las clasificaciones más extendidas de los supuestos de incumplimiento son:  Incumplimiento propio o absoluto. que la conducta debida por el deudor ha de adecuarse perfecta y completamente a la ejecución de la prestación y. . de otra parte. cuanto en caso de inexacta ejecución de la misma.1. Los supuestos de incumplimiento y su dificultad de sistematización En términos generales. de una parte.

Sin embargo. excepcionales. En ciertas ocasiones. pueden existir supuestos en los que la falta de cumplimiento no sea imputable al deudor y éste. no haya de responder. negligencia o morosidad. en particular. cuando haya incurrido en dolo. en principio. por el contrario. o si.2. Otros autores prefieren realizar una contraposición entre:  Falta absoluta de cumplimiento o incumplimiento total. previstos. lo que realmente interesa es dilucidar si el deudor responderá por ello. nadie responderá de aquellos sucesos que no hubieran podido preverse o. que. Causas de inejecución de las obligaciones: conceptos y generalidades Lo normal es que una obligación se cumpla voluntariamente por el deudor. y los que de cualquier modo contravinieren al tenor de aquéllas” 1. que puede presentarse en el . culpa o mora “Artículo 1101 Quedan sujetos a la indemnización de los daños y perjuicios causados los que en el cumplimiento de sus obligaciones incurrieren en dolo. en forma completa y oportuna.” En los demás casos. y de los en que así lo declare la obligación. por el mero hecho objetivo de haber quedado insatisfecho el interés del acreedor. fueran inevitables. hay dos hechos que atentan contra el debido cumplimiento de una obligación: el retardo. el deudor no es considerado responsable de la falta de cumplimiento por haberse producido ésta a causa de circunstancias insuperables para el deudor: caso fortuito o fuerza mayor “Artículo 1105 Fuera de los casos expresamente mencionados en la ley. por tanto. y  Cumplimiento defectuoso e inexacto. Incumplimiento impropio o relativo. Quedando claro que cualquier contravención de la obligación puede ser considerada incumplimiento. el deudor será responsable de la falta de cumplimiento y.

Solo en el campo de la responsabilidad subjetiva se identifica propiamente un criterio autónomo de imputación de responsabilidad: la culpa. “Hablar de imputación de responsabilidad supone referirse a la atribución de la obligación de indemnizar el daño causado.68. Volumen III. vamos a definir las figuras que nuestro Código señala como causas de inejecución de obligaciones. La culpa La culpa es un criterio de imputación de responsabilidad. En el primer caso estaremos ante una responsabilidad objetiva y en el segundo ante una responsabilidad subjetiva. ya que en el de la responsabilidad objetiva únicamente se requiere la 6 BARBERO. Dependiendo a estas causas se asignará la responsabilidad por la inejecución de la obligación. Doménico. Según afirma Barbero. es después de su identificación. Buenos Aires 1967. Cabe que tal atribución se realice por el simple hecho de haber provocado el daño.cumplimiento de cualquier obligación. y la inejecución o imposibilidad de cumplir con una obligación de especie o cuerpo cierto. . la inejecución de la obligación se puede deber a dos causas o fuentes: imputables al deudor y no imputables al deudor. la cual veremos más adelante que varía según la causa que origina el incumplimiento. el de su imputación. 1.6 En esta parte de nuestro estudio.Pp. “Sistema del Derecho Privado. Como hemos advertido anteriormente. Ediciones Jurídicas américa. La doctrina hoy común resuelve el problema en el sentido de que el incumplimiento es imputable si y en cuanto se lo pueda atribuir por lo menos a culpar al deudor (más todavía si es algo)”. “el primer problema a resolver. Traducción de Santiago Santis Melendo.1. Obligaciones”. sea de género o de especie o cuerpo cierto.2. pero cabe también que para ello se requiere que la acción u omisión sea culpable. es decir que su presencia dará lugar a la obligación de resarcir un daño. cuando se habla de incumplimiento.

de su impericia. la culpa está ubicada dentro del título referido a la Inejecución de las Obligaciones. En “Manual de Derecho Civil”. referido a la responsabilidad extracontractual establece la obligación de indemnizar por actuar culposo de aquel que causa un daño. en el primer caso habrá dolo. que puede asistir en una acción o en una omisión. Es lo que se llama la culpa contractual o en el cumplimiento de las obligaciones. la culpa aquiliana debe probarse por quien la invoca.Pp 477 8 El artículo 1969. daño y relación de causalidad)”. Jacinto Gil Rodríguez. José Javier Sánchez. 8 Haciendo una diferenciación general de la culpa contractual extracontractual. b) Mediando incumplimiento se presúmela culpa contractual de modo a que quien la invoca no debe probarla.concurrencia de los otros presupuestos de responsabilidad (acción u omisión. en el sentido formal del término. de su descuido. “La responsabilidad”. Lluís Puig Ferriol. Barcelona 2000. por lo que estimamos que el hecho que se halla considerado su definición dentro del título de inejecución de obligaciones no excluye el que ella sea tomada en cuenta para explicar otras causas de indemnización provenientes de relaciones no contractuales. como se llama a la que constituye un elemento de los cuasidelitos: a). pues configura el cuasidelito. La primera se refiere al cumplimiento de las obligaciones preexistentes. la segunda es una fuente de obligaciones.Alonso y Calera. Clara I. culpa. c) La responsabilidad 7 ASÚA CONZÁLEZ. Es preciso distinguir cuidadosamente ésta culpa de la aquilina. como una de las causales atribuibles a la conducta del deudor y. Marcial Pons Editores. por lo tanto susceptible de lar lugar a la responsabilidad de éste por el incumplimiento de la prestación de vida. Guillermo Borda Señala que “El incumplimiento de las obligaciones (o el cumplimiento deficiente o tardío) puede resultar del propósito deliberado del deudor o bien de su negligencia. . en el segundo.7 En nuestro código Civil. El accionar culposo puede ser causa de daños contractuales o extracontractuales. María del Carmen Gete.

solo responde de los daños directos”. 9 El concepto de culpa a sido muy utilizado. Guido. para evitarlo”. Mario. Caben por tanto. como violación de leyes reglamentos” 11. Roces. Lima 2001. Buenos Aires 2003. y alude a un comportamiento reprobado por la ley. negligencia. es oportuno que profundicemos un poco más acerca de ésta importante figura.X.322. es común al derecho penal y civil. dos modalidades: la del dolo y la de negligencia o culpa en sentido estricto”.. Evidentemente. Pp 275 y 276. no nos detendremos en el análisis de la culpa penal. 10 OSTERLING PARODI. Pp 323. podemos indicar que “La culpa es definida en su acepción subjetiva. Traducción del alemán por W. 10 Quizás se tiene una idea general de los que encierra este término. sin embargo. Editorial Reus S. 9 BORDA. Fondo Editorial de la Pontifica Universidad Católica del Perú.A Madrid 1934. ya consista en la violación de un contrato o en la comisión de un acto ilícito . etc.dice Von Thur. sin proponerse provocar un resultado antijurídico. “Nuevo Tratado de la Responsabilidad Civil” Traducción del Italiano por Leysser L. “Tratado de las Obligaciones”. PP. Tomo I. según la práctica. “es otro de los conceptos más delicados para el Derecho. Undécima edición actualizada.” .12Y más adelante añade “culpa o negligencia consiste en que el autor del acto.derivada de la cuya aquiliana es integral en tanto que quien ha incurrido en incumplimiento de pago. Lima 2006. es bueno tener presente que un comportamiento culposo puede dar lugar a varios tipos de responsabilidad: penal y civil y dentro de ésta. Biblioteca para leer el Código Civil.Vol XVI T. 75.Abeledo Perrot. “Tratado de las obligaciones. 12 VON THUR. Pp. desatención.Sin embargo. a la responsabilidad contractual y extracontractual. no guarde la diligencia exigible.extendido en un sentido amplio. “Manual de Obligaciones” Editores Lexis Neris. Andreas. tano en el ámbito penal como en el civil y prácticamente en todas las ramas del Derecho que de él derivan. por loa matices del vocablo y por las diversas valoraciones legislativas y doctrinales que presenta”. Guillermo A. pero de manera muy sucinta. Lo que la ley reprueba es la voluntad maligna o negligente del individuo. CATILLO FREYRE. 11 ALPA. Felipe. y en su acepción objetiva. “El concepto de culpa. León Jurista Editores Eirl. como impericia.

por imprudencia.En palabras de De Ruggiero. Siguiendo con la clasificación de la Culpa. Traducción del italiano por Ramón Serrano Suñer y José Santa Cruz Teijerio. 89. consiguientemente.Juan Espinoza Espinoza.125 14 ESPINOZA ESPINOZA. Lima 2002. por tanto. b) Culpa Subjetiva: que es aquella que se basa en las características personales del agente. Pp. 14 definiendo la culpa como uno de los factores de atribución subjetivos de la responsabilidad. Roberto. culpa en su acepción técnica (que en sentido amplio comprende toda infracción legal y toda lesión del derecho ajeno y. Indica que es la denominada culpa in concreto. pues.Madrid1944 T. g) Culpa profesional: referida a la actuación en la prestación de servicios para resolver asuntos profesionales.II. responsable a aquel a quien el acto es imputable”. debemos reconocer que existen diversos criterios para efectuarla . Pp. . Juan. “Instituciones de Derecho Civil”. del que derivan consecuencias dañosas e implica una imputabilidad en el agente por no haber sabido prever y evitar los efectos dañosos del acto. comprendería también al dolo) una conducta ilícita por falta de diligencia. 13 DE RUGGIERO. f) Culpa omisiva: que estaría referida al deber de asistencia frente a otros. señala que se deben distinguir las siguientes categorías: a) Culpa objetiva: que es la culpa por violación de las leyes. c) Culpa Grave: que es el no uso de la diligencia propia de las absoluta mayoría de los hombre. e) Culpa Levísima: que es cuando no se usa la diligencia propia de las personas excepcionalmente prudentes y causa. una negligencia más o menos grave que produce un perjuicio y que hace. Instituto Editorial Reus. 13 De las definiciones aportadas. d) Culpa leve: que es el no uso de la diligencia propia de las personas de capacidad media. por incuria. y b) hay carencia de malicia. “Derecho de Responsabilidad Civil” Editorial Gaceta Jurídica.Vol I. se extrae que los elementos comunes que se han tenido a la vista son dos: a) en la culpa hay carencia de la diligencia debida. Es. técnicos o de especial dificultad. “… ésta (la culpa) presupone la voluntariedad del acto.

Yuri Vega Mere. Según la exposición de motivos de este artículo. comentando los artículos 1319 y 1320 de nuestro Código. ya sea que se trate de las personas. “En la culpa leve a diferencia del dolo no hay intención de no cumplir. citada por Palacio Pimentel. Lima 2002. 1320 señala que “Actúa con culpa leve quien omite aquella diligencia ordinaria exigida por la naturaleza de la obligación y que corresponde a las circunstancias del tiempo y del lugar”. Guido Alpa15 efectúa una clasificación más amplia: a) Culpa Genérica (que se determina según los criterios de previsión) y culpa Específica (que es la violación de normas y reglamentos). iguales consecuencias jurídicas a quien actúe de cualquiera de estas formas”. Por su parte. Cuarta edición. Y a diferencia de la culpa inexcusable. Y 15 ALPA. generalmente a la omisión de la diligencia ordinaria que exija la naturaleza de la obligación y que corresponda a todas las circunstancias. no hay mala fe de parte del deudor. Cit. manifiesta cierta opinión crítica respecto a esta distinción. 323 PALACIO PIMENTEL. Gustavo. El Art. “Esta es justamente la negligencia que linda con el dolo.1319 señala que “Incurre en culpa inexcusable quien por negligencia grave no ejecuta la obligación”. según se ha indicado. Pp.497 16 . b) Culpa civil y culpa penal. el Art. señala lo siguiente “Es más compleja la determinación exacta de la llamada culpa leve. del tiempo y del lugar” 16. A decir de Felipe Osterling. Pp. Asimismo. y c) Culpa Profesional (que según explica es una historia de privilegios e inmunidades con la que no está de acuerdo). Guido. al ser los límites entre dolo y la culpa inexcusable con frecuencia borrosos. no hay negligencia consiste en una acción (culpa in faciendo) u omisión (culpa in non faciendo) no querida pero que obedece a la torpeza o falta de atención del deudor o. se atribuye. Editorial Huallaga. Óp. Nuestro código Civil vigente reconoce dos clases de culpa: la leve y la culpa inexcusable. por la gravedad que ella reviste y. refiriéndose a la culpa leve. “Las Obligaciones en el Derecho Civil Peruano”.Por su parte.

El deudor incurre en culpa cuando omite ejecutar la prestación prometida. Surge una consecuencia dañosa para el acreedor no querida por el deudor y de la cual éste responda económicamente. que provendría. Tomo VI. implica una contradicción”17. En la obra colectiva. de la torpeza.es que con ella se alude a la omisión de la diligencia ordinaria en el cumplimiento de la obligación. Editorial Gaceta Jurídica. Como último comentario debemos indicar que los artículos citados del Código Civil están destinados a dar pautas generales o líneas directivas al juez. la referencia a que se omite la habitual atención que tiene una persona cauta. más correctamente en el incumplimiento o en la ejecución inexacta. Pp. Obligaciones”. incumple a causa de su negligencia personal. ordenado. que la culpa es la omisión dela diligencia exigible o es actuar con imprudencia. en definitiva. vale decir.la del buen padre de familia o la del comerciante leal y honesto. en la conducta del causante del daño ante determinado evento. pero no hay una intención deliberada de no cumplir ni tampoco mala fe. un asunto de leve entidad. Que a alguien que se considere presto se le escape el cuidado común. atendiendo a la 17 VEGA MERE. Omitir la ordinaria observancia de ciertos deberes o previsiones no parece ser. Y es que. de la impericia. puede causar cierta perplejidad. al fin. ordinarios. si estamos ante un sujeto previsor. .por ejemplo. Mayo 2004. atento. por la falta de diligencia. Yuri. de la negligencia del deudor. Se trata de la no observancia de los cuidados normales. cauteloso. Se dice. como.910. por lo tanto. Lo que debe apreciarse y juzgarse. “Código Civil comentado por los 100 mejores especialistas. lo que se puede esperar es que no olvide las precauciones que exige la prestación objeto de la Obligación. se debe siempre analizar el caso concreto y las especiales circunstancias de las especiales circunstancias del mismo. La culpa resulta de la imprudencia. en la opinión doctrinal. Por ello. Las situaciones de hecho son siempre distintas y ello origina una singular dificultad para apreciarlas con una idea abstracta y genérica. Consiste en la falta de diligencia ordinaria que denota una persona en el cumplimiento de la obligación o en la ejecución de un hecho. de un hombre.

Aunque llegue a exteriorizarse la orientación dolosa del proceso volitivo. edad.2.naturaleza del hecho y observando la particular condición de las partes involucrados (educación. I. por lo menos de retardar su ejecución. En este caso. El dolo está presente en el incumplimiento total 18 LAFAILLE. mientras no se irrogue perjuicio. que no es genuina. 167. . Pp. “En un sentido llano_ dice Laifaille-. etc. Y más adelante añade el autor “Quien tiene a su cargo una prestación debe realizarla y aportar para tal fin su concurso personal. 1. El accionar doloso consiste en actos (positivos u omisivos) encaminados a evadir deliberada y conscientemente el cumplimiento de una obligación. no se necesita más para que cometa dolo”19. se conduce deliberadamente en sentido contrario. No cumple porque ha decidido no cumplir. También es denominado solo obligacional. tanto como en su aplicación jurídica.2. ella no interesa al legislador. y que se aparta un tanto del concepto ordinario. Vol. “Derecho Civil. o no se altere la voluntad ajena”18. Pp. No es aquí el lugar de considerarlo de manera tan elástica como corresponde al estudio de la voluntad. condición cultural. 19 Ibíd. Héctor.) y no el proceder genérico de un miembro de la especie humana. Tratado de las Obligaciones”. por cuanto nos ocupamos de una manifestación. El dolo o la intención de no cumplir En el cumplimiento de la obligación.AA Editores. puesto que de él depende en mucha medida que aquel propósito se lleve a cabo. 166. Cuando lejos de proceder en tal forma. dolo significa propósito maléfico. Tomo VI. EDIAR S. al hablar de dolo nos referimos a la voluntad plenamente consciente de no cumplir con la ejecución de la obligación convenida. No hay descuido ni imprevisión. lo que hay es una deliberada conducta de parte del deudor. Buenos Aires 1947. el dolo alude a la intención con que el deudor ha obrado para ejecutar la prestación debida.

Andreas. Por otra parte para que exista dolo no basta que el culpable haya previsto las consecuencias antijurídicas del acto. tardía o defectuosamente la obligación y ello acarrea responsabilidad de indemnizar. 275 . Parece. Para una primera es dolo todo complejo de malas ares contrario a las leyes de la honestidad e idóneo por sí mismo para sorprender la buena fe ajena. En tales casos. cabe también que adopte una actitud indiferente ante la posibilidad que se produzca. no existe dolo cuando el culpable.o quizás tres. En cambio.de la obligación y cuando de manera intencionada se cumple parcial. generalmente con propio beneficio. aun habiendo previsto los resultados como posibles. causando daño. realizando. bastando de infringir de 20 VON THUR. y sobre todo cuando adopta precauciones que resulten vanas. Procede dolosamente al autor del acto cuando se propone con él lo que le vedan la ley o un negocio jurídico. No es menester que el doloso persiga no prevea las consecuencias antijurídicas del acto que comete para que venga obligado a responder también por ellas. Óp. por ejemplo. la muerte o la lesión de una persona. Diez Picasso también comenta la conducta dolosa indicando que “En nuestra doctrina y en nuestra jurisprudencia. sino que ha de proponerse conseguir precisamente ese resultado. para el caso del que llegue a ocurrir (dolus eventualis). confía y desea que no se produzcan. Por su parte. aunque son profundamente distintas entre sí. se ha dicho también que para la existencia de dolo no hace falta de intención de perjudicar o de dañar. violando un derecho ajeno o infringiendo una norma de ley. Pp. Cit. Von Thur se ocupa del dolo en los siguientes términos “Llámese dolo a la intención o voluntad de faltar a las normas del Derecho. por ejemplo. que existen dos. estamos dentro del terreno de la negligencia consciente”20. actos que el contrato a que se cometió le prohíbe realizar. (STS de 20 de mayo 1959). el concepto del dolo en sus aplicaciones dentro del derecho de obligaciones no ha sido profundizado debidamente.corrientes de pensamiento que de alguna manera se superponen. apeteciendo las consecuencias eventualmente. Sin embargo. sin embargo.

un modo voluntario del deber que pesa sobre el deudor a sabiendas. Luis Diez Picasso. la injuria provocada a la persona o a la propiedad ajena”. debiendo entenderse dolosamente querido o realizado lo que sin ser intencionalmente perseguido aparezca como una consecuencia necesaria de la acción”21. con la conciencia necesaria de que con el hecho propio se realiza un acto extrajurídico. jamás podría asimilarse a la conducta culposa”22. e implica.siempre es el mismo. Osterling y Castillo comentan el artículo 1318 señalando que: “Evidentemente. es decir. 610. Por otra parte. Mario. solamente indica que habrá dolo cuando el deudor tenga intención de no cumplir con la prestación a su cargo. Pp. Ella supone un comportamiento exento de reflexión. el artículo en mención nos exige que el deudor tenga o no la intención de causar daño al acreedor. la imprevisión. Editorial Civitas. El error es evidente porque la culpa se caracteriza por la negligencia. por consiguiente. precisa sobre las consecuencias posibles de la acción. 842. Felipe. ya que el mismo consiste en la sola conciencia de la inejecución. los Dr. Madrid 1996. sería un caso de incumplimiento culposo. 22 OSTERLING PARODI. Vol. Lima 2008. en la deliberada intención de no cumplir porque sencillamente no se quiere. Pp. II. CASTILLO FREYRE. el dolo. el incumplimiento deliberado sin ese objetivo dañino. para los autores que requieren en la conducta dolosa la presencia de una especial intención de dañar. . conscientemente. Palestra Editores. de tal manera tal que una inejecución cometida deliberadamente. 21 “Fundamentos de Derecho Civil Patrimonial”. Sostenemos que no es inherente al dolo el propósito de perjudicar. Como vemos. Nuestro código prevé la figura del dolo obligacional en el artículo 1318 que señala escuetamente que “Procede con dolo quien deliberadamente no ejecuta la obligación”. “Compendio de Derecho de las Obligaciones”. aunque no se tenga un especial animo nocivo.en principio. Por su parte. el descuido. por cuanto tiene el rasgo de producir en forma deliberada un hecho injusto.

caso fortuito o fuerza mayor es la causa no imputable consiste de un evento extraordinario. El artículo 1315º no establece ninguna diferencia entre ambos conceptos más bien equipara sus conceptos al exponer lo siguiente: “artículo 1315º. Nos referimos al caso de inejecución de obligaciones por caso fortuito o fuerza mayor. Osterling y Castillo al señalar que “el derecho positivo no ha otorgado mayor importancia a la distinción teórica entre caso fortuito y fuerza mayor pudiendo.. la doctrina si distingue el caso fortuito y la fuerza mayor.Al incumplir deliberadamente su obligación el deudor actúa de mala fe puesto que hay plena conciencia de su accionar antijurídico. Cabe aquí advertir que la diferenciación más divulgada es atribuir el caso fortuito a hechos de la . al margen de querer causar daño al acreedor. conducta que puede consistir en el hecho positivo (se hace lo que se tenía que hacer) o negativo (no se hace lo que se tenía que hacer). Como vemos el artículo citado no hace distingo entre una y otra figura siendo los equivalentes y generando los mismo efectos una explicación a esto nos la dan los Dr. y estas distinciones influyen-o podrían influir-en su aplicación. no obstante.2. estas no serán imputables al deudor. Caso fortuito y fuerza mayor Al lado de la culpa y el dolo como causas de inejecución de las obligaciones. 1. imprevisible e irresistible.3. tardío o defectuoso. que impide la ejecución de la obligación o determinar su cumplimiento parcial. pero contrariamente a lo que sucede son las otras dos causas (culpa y el dolo). por lo tanto. constatarse que tal diferenciación carecía de efectos practicas. existen dos figuras clásicas del derecho como también pude dar lugar a que no se cumpla con la prestación de vida. el derecho le dará un tratamiento más favorable ante el incumplimiento de sus deberes obligacionales. Lámala fe está presente pues de forma voluntaria decide quebrantar su deber obligacional y asume una conducta que conlleva el incumplimiento de la prestación.

En cambio. el caso fortuito es aquel evento producido por la fuerzas de la naturaleza (desastres naturales. por haber ausencia de culpa por parte del deudor. 827. el artículo 1315º exige tres requisitos para que el evento de la naturaleza o d terceros sea considerado como eximente de responsabilidad: un evento extraordinario.23 En líneas generales. 179 24 . Puede estar referido a hechos ilícitos (estado de guerra. es decir que se fuera de lo común. huelgas) como también a hechos lícitos (expropiación). imprevisible y resistible. Debe tratarse de un evento que las partes no pudieron prever al momento de celebrar la obligación y cuya existencia determina que el deudor no podrá cumplir con la prestación a su cargo. Manuel. Material de aprendizaje para el Curso de Derecho de Obligaciones de la Universidad Alas Peruanas – Filial Ayacucho. eventos impredecibles de la naturaleza). en general a hechos del hombre). En ambos casos. Pp. cao fortuito y fuerza mayor la usencia de culpa debidamente comprobada determina la eximencia de responsabilidad del deudor por la inejecución de la obligación. que determinan que el deudor no pueda cumplir con su obligación en los términos pactados. Veamos con detenimiento en qué consisten estos requisitos 24: a) Por extraordinario se entiende que las circunstancia en que se presentan deben ser anormales. la inejecución de las obligaciones por fuerza mayor es debida a hechos del hombre (tercero) como que impide que el deudor pueda cumplir con su prestación en las condiciones pactada. normalmente no se le imputa responsabilidad por la inejecución de la obligación. Compendio del Derecho de las Obligaciones. Pero como hemos visto. que se produzca 23 Ibíd. Se dice que está referido a “Hechos del Príncipe”. – Pág.naturaleza y la fuerza mayor a actos de la autoridad o. CHÁVEZ PAREDES. accidentes. Se dice que está referido a “Hechos de Dios”. En este caso.

el deudor deberá responder por los daños causados ante el incumplimiento de la obligación. una nevada en zona tropical. por el contrario. debe reunir necesariamente los tres requisitos antes explicados. como las sequias en otras. 181. ante la ausencia de uno de ellos. No está dentro sus facultades físicas o dentro de sus posibilidades adoptar alguna medida que evite la producción del caso fortuito o de fuerza mayor. por costumbre o por que regularmente así sucede. no pude evitar un terremoto una inundación. Si. Caso contrario. una inundación donde normalmente no sucede. son casos de evento extraordinarios. el deudor no podía. Para exonerar de responsabilidad deben exceder de estos límites”. Cit. saber que el evento natural o de terceros iba a ocurrir. que dentro de una previsión común debe contarse con ellos lo mismo que con la invasión de langostas en nuestras zonas agrícolas. Como hemos visto dicho. Pp. . entonces no habrá lugar a la exoneración de responsabilidad ante el incumplimiento de la obligación. b) Por imprevisible se entiende que no hay forma de anticipar que suceda que hay un hecho. un acto vandálico. los saludes o los deshielos en algunas. y que supuesta encajen en estas causales de eximencia. por cuanto excede sus propias capacidades. El deudor no puede evitar un desastre natural. una granizada en pleno verano. se produce un hecho que el deudor si estaba en condiciones de prever. el artículo 1315º dispone que para el evento que se produzca sea causal de exoneración de responsabilidad por el incumplimiento de la prestación. evidentemente los hechos que se generen y que impidan el cumplimiento de la obligación. Héctor. aplicando su diligencia ordinaria. una tormenta eléctrica. Óp. de 25 LAFAILLE.de manera excepcional. suceden con tal frecuencia. c) Es irresistible un evento cuando el deudor no podía hacer nada que estuviera a su alcance para impedir que ocurra. Que es un hecho completamente aislado y que no revista regularidad. una conmoción civil. “las crecientes en determinadas regiones. No puede ser imprevisible un hecho anunciado y un evento que suele presentarse con relativa frecuencia. 25por ejemplo.

Pero estando el transportista en la carretera. ya que la conducta de los terceros determino que se incumpla los términos del contrato. ya que no es habitual que existan ese tipo de protestas en ese tramo de la carretera. evidentemente el evento que determine el incumplimiento tardío del servicio en completamente ajeno a su voluntad. Es decir que se sabía que el bloqueo iba suceder. en camino hacia el lugar de la entrega. Veamos con los siguientes ejemplos esta última afirmación. Pero que sucede si es que la medida de protesta de los pobladores estuvo anuncia en los medios periodísticos con varios de días de anticipación y se sabía que en determinada ellos impedirían el flujo de transporte. se produce un derrumbe intempestivo de un tramo de la carretera que determinan que la carga no llegue a su destino en el plazo pactado sino que se demoró un día adicional. En este caso que el transportista no podría eximirse de la responsabilidad por el incumplimiento tardío. Pero supongamos que en el mismo ejemplo. toda vez que el evento determinante no está impredecible. ya que se trató de un evento extraordinario (no es habitual el derrumbe en ese tramo de la carrera). el transportista demora la entrega de la carga porque hubo una paralización en un tramo de carretera debido a que los habitantes de un poblado aledaño a la carretera iniciaron una medida de protesta.responsabilidad deben apreciarse de manera particular e independiente. En este caso. en contra de las autoridades locales que impida la circulación de todo tipo de transporte. imprevisible (no había forma de anticipar que suceda el derrumbe) e irresistible (al deudor no pudo hacer nada para evitar que suceda ya que excede sus posibilidades). Puede ser extraordinario. Aparentemente el transportista también se eximirá de responsabilidad por la demora en la entre de la carga. ya que ese es el tiempo habitual que toma la ejecución del servicio de transporte. de tal forma que no se será sus responsabilidad la demora en la entrega de la carga. y puede ser que sea irresistible ya que le transportista no puede hacer nada para . Supongamos que una persona contrata un transportista para que lleve su carga de lima a Tacna debiendo llegar la carga a su destino en tres días. ya que no siempre un evento ajeno y voluntad del deudor lo eximirá de la responsabilidad por el incumplimiento.

Pero definitivamente no es imprevisible. 1315º. debe requerir el cumplimiento. necesariamente. Por lo tanto. Puede ser que el deudor actúe dolosamente. nº 690 . el deudor deberá responder por el incumplimiento o cumplimiento exacto de la obligación. la inejecución es sólo parcial. es decir. para poder hacer ejecutar la obligación judicialmente o pedir los daños y perjuicios que corresponden. En estos casos. a) La inejecución es evidente cuando el deudor declara expresamente que no ejecutará el contrato. por lo que era un deber de transportista adoptar las medidas necesarias para que el servicio se cumpla en los términos pactados. Inejecución parcial d) Muchas veces. c) En la mayoría de los casos de incumplimiento de la obligación por tanto el deudor. La inejecución parcial puede entenderse en dos sentidos26. Por ello. En primer término puede consistir en que el deudor 26 RIPERT Y BOULANGER.que suceda. II.3. sin que importe el motivo de las declaraciones. el acreedor. al no ver verificarse la presencia de los tres requisitos exigidos por el artículo 1315º. 1. Veamos pues que es necesario que cada hecho se presente de manera independiente y que se analicen todas las circunstancias que dieron lugar al evento. no existe una declaración expresa de éste negándose el cumplimiento o invocando la imposibilidad. ya que ante la ausencia de alguno de los requisitos exigidos por el art. el artículo 1314º exige. que el deudor debe siempre actuar con la mayor diligencia debida y adoptar todas las medidas a su alcance para procurar el cumplimiento exacto de la obligación a su cargo. colocar en mora al deudor. Ya que como hemos dicho el evento había sido con anticipación. La inejecución es manifiesta aunque las consecuencias puedan ser diferentes en uno y otro caso. supuestamente ajeno al control y voluntad del deudor que determino el incumplimiento de la obligación. Casos de la inejecución Cuando hay inejecución de la obligación. el deudor deberá asumir su responsabilidad por le incumplimiento de la obligación. pero también es posible que por error crea no estar obligado o haberse extinguido la obligación. entendemos que en este caso. b) La inejecución también puede provenir de la imposibilidad del cumplimiento. por lo general.

y el deudor sólo debe el resto o bien indemnización que corresponde a la inejecución parcial. no podemos ser ajenos al hecho del posible incumplimiento de la obligación o de su cumplimiento defectuoso. Sin embargo. Si la obligación accesoria es esencial. en cambio. Si el acreedor tiene I algún interés en recibir la parte o los daños que correspondan. El segundo caso de la inejecución parcial se da cuando el deudor cumple la obligación principal pero deja de cumplir con una obligación accesoria. 1. es la facultad del acreedor de solicitar una indemnización por los daños y perjuicios que dicho incumplimiento le ha ocasionado. Consecuencias de la inejecución de obligaciones Como hemos visto precedentemente. por lo tanto esta es todo el derecho de exigir dicho resultado. el contrato ha sido parcialmente ejecutado. para. Para que el deudor se libere de la obligación y se entienda cumplida la misma. el deber principal del deudor de una relación obligatoria es ejecutar la prestación comprometida. Pero si la ejecución parcial no tiene interés para el acreedor.4. dicha ejecución debe ser perfecta. La solución depende en este caso. procurar una satisfacción por equivalente a través de la obtención de un resarcimiento.sólo. hay inejecución completa del contrato.gr. lugar y condiciones para el acreedor vea satisfecho su interés. . cumple con una parte de la obligación principal (v. y de alguna manera. entrega la mitad de la mercancía vendida). éste puede considerar que la obligación no se a cumplido. La primera consecuencia resultante de la inejecución de una obligación. El acreedor contrata porque quiere obtener el cumplimiento exacto de la prestación. como en el anterior. en cuyo caso el derecho le otorga al acreedor las facultades que hemos visto. es decir que debe cumplirse la prestación según los términos pactados de tiempo. de la utilidad para el cumplimiento parcial tenga para el acreedor. tratándose de una obligación que debía haberse cumplido en determinado tiempo. si no es esencial. El caso más frecuente de incumplimiento de una obligación accesoria es el del cumplimiento tardío. modo.

que a su vez puede ser con o sin intención (culpa p dolo) y también puede deberse a factores externos (caso fortuito o fuerza mayor). si el obligado actúa de manera negligente o incumple la prestación intencionalmente. no será imputable de la obligación. debemos tener en cuenta que el ART. Para determinar si un deudor está obligado a pagar una indemnización.Sin embargo no siempre el deudor deberá asumir dicha indemnización. 1314 estipula que el que actúa con la diligencia ordinaria requerida. es correcto afirmar que si un deudor actúa dentro de los límites de la razonabilidad y es diligente en su conducta. entonces no está obligado a asumir el pago de una indemnización. ya sea por efecto de la naturaleza o atribuibles a terceros. según sea por una u otras causas: 2. Según el artículo 1321 del Código. el incumplimiento de las obligaciones puede deberse a causas imputables a la conducta del deudor (actuar culposo o doloso) o causas no imputables a la conducta del deudor (caso fortuito o fuerza mayor). pues cuales son las consecuencias que se generan ante el incumplimiento de la obligación. si la obligación no se cumple por dolo o culpa del deudor. Es necesario que se determine las causas que derivaron en la inejecución de la obligación para atribuir responsabilidades. no deberá responder por el incumplimiento de la obligación. Hemos definido cuales son las posibles causas por las cuales el deudor no llega a cumplir las obligaciones pactadas: Puede ser por un acto propio. entonces estará obligado a reparar el daño causado y asumir la indemnización que corresponda. ya que como hemos visto. En este caso si el incumplimiento se debe a una causa externa debidamente comprobada. . Entonces. Por el contrario. pues existen como hemos visto situaciones externas a la relación obligatoria que pueden generar su inejecución. éste estará obligado a indemnizar al acreedor por los daños y perjuicios que el incumplimiento ocasione. Veamos.

puede dar lugar que el acreedor demande el pago de una indemnización. Emilio. ésta se extingue sin obligación para él de indemnizar al acreedor por los posibles daños que haya sufrido. . se deberá cumplir en la medida de lo posible. en razón de un daño que se le imputa a él”. Editorial revista de derecho privado. 4. 5. entonces se exige la obligación a cargo del deudor. el incumplimiento de una obligación por el actuar culposo o doloso del deudor. Traducción del italiano por José Luis de los Mozos. Del sujeto con quien está vinculado) al no verificarse un 27 BETTI. Emilo Betti 27 define la responsabilidad en sentido amplio. con la correspondiente reducción de la contraprestación. Madrid 1969. 6. si la obligación no se puede cumplir por una causa no imputable al deudor. Finalmente el último párrafo del artículo 1316. Tomo I. por haber incurrido en responsabilidad civil por inejecución de la obligación. Pero si el acreedor exige su cumplimiento. Luego añade que el ámbito de la relación de obligación “…responsabilidad es la situación jurídica de vinculo caracterizado por el peligro de perder un bien a título de satisfacción ajena (es decir. De acuerdo a las reglas que se fijan en los artículos citados. de la siguiente manera “…la responsabilidad puede definirse como la posición creada a un sujeto por la necesidad jurídica de sufrir la pérdida de un bien a título de sanción (reparación o pena) dependiente de un suceso determinado y. sobre todo. 254. debiendo cumplir con la obligación cuando cese el evento extraordinario. es decir por caso fortuito o fuerza mayor debidamente comprobada. Pp. entonces se exigen la obligación sin responsabilidad del deudor. El segundo párrafo del artículo 1316 establece que si la causa externa que determina el incumplimiento fuese temporal. por ser aún posible ejecutarla aunque sea parcialmente. Con relación al tema de la responsabilidad civil. De acuerdo al primer párrafo del artículo de 1316. “teoría general de las obligaciones”. el deudor no responderá por el retardo en el incumplimiento. dispone que si la obligación fuese susceptible de ejecutarse parcialmente pero ella ya no es de interés para el acreedor o ya no le es útil. La tercera parte del artículo 1316 establece que si el evento extraordinario dura tanto que el objeto de la prestación ya no sea exigible al deudor o el acreedor pierde interés.3.

no lo constituye el objeto de dicha prestación. Casa editorial Bosch. Siguiendo en esto a Carnelutti 29. distinta del perjudicado. Traducción a la segunda edición italiana por Ángel Martínez Sarrión. el causante de un daño está obligado a su reparación. lo que equivale a transferir la carga del daño del segundo al primer sujeto. Ante la posibilidad de impedir el daño. o por comprobarse que se ha producido un hecho temido por él”. en virtud al deber de sujeción del orden jurídico que tiene todos los sujetos. 28 DE CUPIS. La misma responsabilidad consistente en la sumisión a tal reacción. “El remedio del daño escapa absolutamente de toda prevención cuando es totalmente posterior al hecho productor del mismo. El bien a que se refiere el autor que es susceptible de perderse si el deudor no cumple con su prestación. 578. La definición más exacta de responsabilidad civil es la que en ella la posición de desventaja del sujeto al que el ordenamiento jurídico transfiere la carga del daño privado mediante la imposición de su reparación. Por cuanto ni siquiera en parte pudo impedirse. el remedio consiste en imponer su reparación a una persona responsable. . 216. Francesco. reparado y nada más. Teoría General de la Responsabilidad Civil”. Por su parte el Dr. “Teoría General del Derecho”. por lo que solo puede ser reprimido. tal sujeto (responsable) sufre la reacción jurídica encaminada a colocar el daño a su cargo imponiéndole su reparación. Pp. Pp. ajeno al comprometido al momento de la celebración del acuerdo. Adriano. sino el patrimonio mismo del deudor. que deberá ser afectado ante el incumplimiento de la obligación. en la necesidad jurídica de tenerla que soportar” 28 (el subrayado es nuestro). Adriano de Cupis señala lo siguiente con relación al daño y la reparación que debe obtener el que lo ha sufrido. Barcelona 1975. Editorial Revista del Derecho Privado Madrid 1955. concretando el fenómeno jurídico de la responsabilidad civil. El autor explica que. Sujeción que se refiere al concepto de sanción que para tales efectos se identifica o toma el nombre de responsabilidad.suceso determinado y esperado por el otro. “El daño. 29 CARNELUTTI.

Así tenemos que el eje central de la responsabilidad civil es establecer la reparación del daño causado. Editorial Civitas S. Madrid. diríamos que “La sanción jurídica de la conducta lesiva responde a una elemental exigencia ética y constituye una verdadera constante histórica: el autor del daño responde de él. cuando señala que “Uno de los cambio más importantes que se han operado en el ámbito de la responsabilidad civil. se halla sujeto a responsabilidad. 33 Así lo explica Gastón Fernández Cruz en su estudio “las transformaciones funcionales en la responsabilidad civil: La óptica sistémica (análisis de las funciones de incentivación o desincentivación y preventivo de la responsabilidad civil en los sistemas del civil law). 33 Compartimos la opinión de De Lorenzo. Ara editores.A. sino en privilegiar como fundamento central de la misma a la reparación del daño (el cual consiste en la diferencia que media entre el estado actual del patrimonio que lo sufre y aquel que tendría si el hecho dañoso no se hubiera producido. 13. Editorial Perrot. . o simplemente interés de la persona perjudicada)32 el estado de la cosas a la etapa anterior de la comisión del daño. justificando dicha postura a través del análisis de la doctrina contemporánea. “Tratado de la Obligaciones”. 32 VON THUR.I. Madrid 1993. la responsabilidad se traduce en la obligación de indemnizar o reparar los perjuicios causado a la víctima 30. Pp. 13. 1934. 234 y ss. la elaboración de la responsabilidad civil sobre la base de la antijuridicidad concebida como conducta contraria al orden jurídico. Buenos Aires. sino que a los fines de lograr una teoría funcional y dinámica del ilícito omnicomprensiva de las nueva figuras dañosas 30 DE ANGEL TAGUÉS. De aquí que muchas veces se dé el daño el nombre de interés patrimonial. cuando dice que “El nuevo horizonte derecho de daños está constituido precisamente por un sistema que se configura a partir del detrimento sufrido injustamente. lo constituye sin hesitaciones. T. Lima 2001. Pp. la transición del principio del acto ilícito. en principio. Ricardo. En estudios sobre la responsabilidad civil. al del hecho dañoso”.A. 31 En el mismo sentido se pronuncia Miguel Federico de Lorenzo al descubrir el nuevo enfoque del derecho de daños.En palabras de Ricardo de Ángel Yagues. Editorial Revés S. 58. Y. Pp. Pp. “Tratado de Responsabilidad Civil”. y con independencia de la ilicitud de la conducta que lo ocasiona. esto es. 31 Consideramos necesario orientar el fundamento de la responsabilidad no necesariamente en el análisis del hecho productor del daño. Andreas. en “El daño injusto en la responsabilidad civil”. no solo resulta desaconsejable en cuanto no suministra un parámetro adecuado para la solución de los innumerables conflictos de interese que se suscitan a partir de conductas no prohibidas o ajustadas al ejercicio de un derecho.

De Ángel Yagues señala que “Mas no todos los comportamientos dañosos presentan a misma fisonomía ni se enmarcan en idénticas realidades sociales. Justamente la dificultad que genera el hecho de tratar de identificar la conducta generadora del daño con un hecho ilícito. lo que se producen en el desarrollo 34 DE LORENZO. por un factor objetivo de responsabilidad. 35 DIEZ PICAZO. T. pero sin embargo se habrá de generar el deber de resarcir. una sencilla reflexión ajena a todo tecnicismo jurídico nos permite vislumbrar dos grandes grupos o categorías de actos dañosos: de un lado. Esta acción humana puede consistir en una acción positiva (facere) o en una acción negativa. considerando sus dos fuentes: la contractual y la extracontractual. “Modelos y funcione de la Responsabilidad Civil”. Stefano. Pp. “El punto de origen de todo el fenómeno de la responsabilidad civil es un comportamiento. Editorial Tecno. aun cuando en muchos casos si deba considerarse tal supuesto. así pues “… es innegable que la orientación hacia la víctima y el daño despojó al modelo de la responsabilidad civil de toda función de tipo ´educativo ´. que en definitiva se la hace coincidir con valoraciones axiológicas y meta jurídicas que terminar por disolverla en un sistema valorativo de resultados ex pos facto”. Miguel Federico. Luis y GULLON. Al contrario. lo cual da lugar al deber de resarcir. . omisión o abstención (non facere)” 35. Pp. si es que de su ejercicio se ha casado un daño. 34 No debemos olvidar que pueden producirse daños. Madrid 1995.los autores se ven forzados a dilatar a tal punto la noción. es un acto humano al que de alguna manera se puede considerar como causa de daño. 204. Editorial abeledo Perrot Buenos Aires. 598. aun por conductas licitas. 22. Con relación a esta distinción. Pontificia Universidad Católica del Perú. “El daño injusto en la responsabilidad civil”. Séptima edición. determina que no se pueda tomar como fundamento de la responsabilidad a la a veces inexistente conducta ilícita o antijurídica. de otro. hacia objetivos más complejos. Pero también es cierto que no será siempre ilícita o antijurídica dicha acción. ella paso a encaminarse. Evidentemente. Antonio.36 Clásicamente la responsabilidad civil ha sido tratada de modo diferenciado. II. los que consisten en incumplir un pacto. 36 RODOTA. de ingeniería social. decididamente. Artículo publicado en Themis N° 50. Lima 2005. “Sistema de derecho civil”. Pp.

y la extracontractual es aquella responsabilidad subsiguiente al daño causado por una conducta humana que no guarda relación con ningún tipo de contacto social previo. Pp. Jorge “Teoría General de la Responsabilidad Civil”. 13 ESTEVILL. Buenos Aires 1986. “Tenemos que parten de la idea de que el quebrantamiento de la preexistente relación obligatoria imputable al deudor es la fuente o ratio de la responsabilidad contractual. natural. 39 En tal sentido. considerando que la responsabilidad contractual habrá de tener sus orígenes en el incumplimiento de la obligación que previamente se dejó establecida en el marco de la relación obligacional. 71. El vínculo jurídico que une de las partes contratantes ha emanado del acuerdo de ambas voluntades. si el deudor no la cumple por causa que le sean imputables. la responsabilidad contractual deviene de una obligación pre constituido. 38 . Editorial Abeledo Perrot. tiene lugar mediante la 37 DE ANGEL YAGUÉS. Editorial Bosch. Ricardo. en palabras de José Luis de los Mozos. Cit. Óp. Pp. el derecho ha de procurar de un modo u otro su efectividad. Luis Pascual “Derecho de daños”. Según la diferencia entre ambos tipos de responsabilidad.de cualesquiera actividades humanas. de una relación obligacional. y por lo tanto. es un efecto propio de la obligación preexistente y se manifiesta ante el incumplimiento de la misma. “La culpa contractual supone una obligación concreta.38 Como es evidente. debe ser también estudiado de manera distinta. por lo que el carácter volitivo de dicha relación hace surgir de manera espontánea. T. su cumplimiento forzoso o anormal” que.37 No todos los supuestos en los cuales se genera un daño provienen de la misma naturaleza de hechos. dice el maestro Castán: “Como la obligación lleva consigo la ineludible necesidad de su cumplimiento. 39 BUSTAMANTE ALSINA. 105. I. positivos o negativos. En ese sentido. Barcelona 1995. Quinta Edición. la obligación de reparar el daño causado por la inejecución de las pretensiones a cargo de los contratos. formada por la convención de las partes y que resulta violada por una de ellas”. el tratamiento que se le debe dar a tales consecuencias. preexistente. pero la margen de toda relación jurídica previa entre dañador y víctima”. de no poderse alcanzar de otra manera. Pp.

el Dr. a la pérdida sufrida o a la ganancia dejada de obtener debido al incumplimiento de la prestación a que se compromete el deudor. pues.indemnización de daños y prejuicios”. Pp. constituida por el compromiso de ejecutar tal prestación principal en un plazo igualmente contratado)”. Pp. 41Si bien es cierto el autor distingue dos casos de incumplimiento. 42 FERNADEZ CRUZ. “Responsabilidad civil derecho de daños. Fernando de Trazegnies señala que “la responsabilidad contractual cubre fundamentalmente dos supuestos de daño: el incumplimientos de la prestación contratada o el cumplimiento parcial. deriva de una relación obligatoria pre constituida. 52 41 DE TRAZEGNIES. Dirección de José de los Mozos y Carlos A. “El deber accesorio de diligencia y la responsabilidad derivada de incumplimientos de las relaciones obligatorias”. Lima 1998. En la obra colecta. indemnizada. 585 y ss. “La responsabilidad Extracontractual”. es decir. tardío o defectuoso ( que es una forma de incumplimiento de la prestación) y la mora (que es el incumplimiento de una obligación radicalmente vinculada a la prestación principal. es el sustento de la responsabilidad contractual. Gastón. “Responsabilidad Contractual”. Soto Coahuila. Teoría General de la Responsabilidad Civil”. En la obra colectiva “negocio jurídico y responsabilidad civil. . Lima 2004. Es evidentemente. compensada.C. 420. Se deja de responder cuando se aporta la prueba positiva del caso fortuito”. José Luis. 40 El criterio de equivalencia por el incumplimiento de la prestación original. Explicando las razones que justifican la responsabilidad contractual en nuestro código civil. Pp. Editorial Grijley. Con relación a la definición de la responsabilidad contractual. Lima 2006. que el sustento de la responsabilidad contractual es la lesión al ad quod interest del acreedor. 40 DE LOS MOZOS. Gastón Fernández Cruz42 hace un análisis del alcance de los artículos referidos a la inejecución de las obligaciones concluyendo en que el deber de responsabilidad en el incumplimiento de las obligaciones es siempre objetivo: “…se responde por qué se debe. en esencia lo que se busca al definir la responsabilidad contractual es proteger el legítimo interés del acreedor de ver satisfecha su expectativa. La expectativa trunca del acreedor debe ser resarcida. Editorial de la Pontificia Universidad Católica del Perú. Fernando. Y añade más adelante “cabe entonces señalar el verdadero alcance del artículo 1314° del C. Editora jurídica Grijley. El creditor (el que presta fe) no puede quedar desamparado ante el quebrantamiento del programa obligacional.

son comportamientos que se exige en la ejecución de un contrato. Este es el resultado ineludible de considerar la obligación como un aporte de utilidad antes que una actividad voluntaria del deudor”. la prueba del empleo de la diligencia debida no significa otra cosa que una prueba de cumplimiento. la buena fe. hay inherentes deberes de protección y previsión en el accionar del deudor). en el cumplimiento de reglas y condiciones establecida de común acuerdo (o quizás reguladas supletoriamente en la ley) que deberá observar para satisfacer el interés del acreedor. Vemos entonces que le fundamento de la responsabilidad contractual esa en la sujeción del deudor al programa obligacional. La diligencia. De esta manera. pues el deber de diligencia se extiende hasta dicho aporte. por lo tanto. ha sobrevenido la imposibilidad objetiva de ejecución. si es que acredita que pese haber demostrado diligencia en su accionar. Dicho en otras palabras. pues allí la conducta de prestación del deudor es meramente instrumental. inclusive. el deudor solo será eximido de responder por el incumplimiento de la misma. la violación de dichos deberes. en la necesaria adopción de todas las medidas posibles para garantizan y llevar a cabo la ejecución de la prestación en los términos queridos proel acreedor (no basta la simpe diligencia. necesariamente termina aportándola ala acreedor. Solo así evitara responder por el incumplimiento. el autor explica que en una relación obligacional. es el sustento para la procuración de . Así pues. en los casos en donde el deber de prestación recae en una utilidad material. diligencia que además involucra el deber de protección hacia la prestación. el deudor solo cumple con su deber de vigilancia hasta el instante mismo del cumplimiento. el deber de información. el deber de protección. la insatisfacción del interés del acreedor.cuando el deber accesorio de diligencia le implica necesariamente al deudor el despliegue de conductas de protección de utilidad comprometida en el deudor central. y esto es cierto. significando que quien protege adecuadamente la utilidad que ha comprometido aportar. el incumplimiento de la prestación y. evidentemente por causa no imputable a su conducta.

entonces el deudor que no entrego la tela deberá repararle al comprador por la utilidad o ganancia que hubiera podido obtener de su venta al público. “…el deber de indemnizar deriva de otro deber. Por ejemplo. OSTERLING PARODI.un resarcimiento a cargo del deudor. Las Obligaciones. comprende tanto el daño emergente como lucro cesante en cuanto sean consecuencia inmediata y directa de tal inejecución. Análisis de la inejecución de obligaciones según la legislación peruana 44 1. Editorial GRIJLEY.5. pero el albañil no cumple con el servicio contratado. el deber de cumplir. 1. 332. Ricardo. Pág. 44 . el caso del propietario de un inmueble que contrata a un albañil para que refuerce una pared del inmueble.1.352. por lo que la pared se cae. En cambio el lucro cesante bien a ser la utilidad o ganancia que el acreedor deja de percibir debido al incumplimiento del deudor. Cit. Se entiende por daño emergente el daño efectivamente sufrido por el acreedor en su patrimonio con motivo del incumplimiento. por ejemplo. La distinción clásica entre daño emergente (damnum emergens) y lucro (lucrum cessans) está dada por la disminución en el patrimonio y por la privación del aumento por la supresión de la ganancia esperable en el segundo. 13. Las pérdidas económicas que se generan en perjuicio del acreedor constituyen el daño emergente. Lima 2007. Pp.5. En definitiva. 43 El resarcimiento por la inejecución de la obligación o pro su cumplimiento parcial tardío o defectuoso. Inimputabilidad por diligencia ordinaria (artículo 1314°) 43 DE ANGEL YAGUÉS. Felipe. 8va edición. que ha sido infringido”. Un comerciante minorista que compra un lote de cien fardos de tela al mayorista y este no cumple con entregárselas. Óp.

. implica lo que normalmente se puede pretender que este haga para lograr la satisfacción del acreedor. naufragio de naves) o actos atribuibles a la autoridad (expropiación. Cuando el Incumplimiento o el cumplimiento inexacto no sea el resultado de una “Falta de Diligencia” el deudor es exonerado por la ley de responsabilidad. que impide la ejecución de la obligación o determine su cumplimiento parcial. no es imputable por la Inejecución de la Obligación o por sus cumplimiento parcial. 1314° de nuestro CC. Señala que: “Quien actúa con la diligencia ordinaria requerida. sequía. 1. tardío o defectuoso”. tales como el caso fortuito y la fuerza mayor. tardío o defectuoso”.habida consideración a la naturaleza de la determinada relación obligatoria y a cada circunstancia. etc. consistente en un evento extraordinario. Implica que pese al esfuerzo (ordinario) realizado por el deudor no ha podido lograr la satisfacción de su acreedor. Noción de La Diligencia Ordinaria. Caso fortuito o fuerza mayor (artículo 1315°) El art. poner el bien fuera del comercio. Señala: “Caso fortuito o fuerza mayor es la causa no imputable. terremoto. En general se considera que el Caso fortuito está dado por eventos naturales (granizada.2. mientras que la fuerza mayor se debe a hechos ajenos. 1315 del CC. imprevisible e irresistible. choque ferroviario. ya sea de terceros (estado de guerra.5. Ello puede deberse a múltiples causas.El art. poner fuera del curso una especie monetaria). El caso Fortuito está referido a los accidentes naturales (hechos de Dios) y la . Actuar diligentemente desde el ángulo del deudor. requisición. ya sea para el caso de Inejecución de la obligación o por su cumplimiento Inexacto o irregular. etc).lo pongan en condiciones de poder cumplir (Messineo). De tal forma que la ausencia de la culpa exonera de la responsabilidad. la falta de colaboración del propio acreedor.Es aquel comportamiento del deudor que consiste en usar “todos los cuidados y las cautelas que.

Las consecuencias del caso fortuito o de la fuerza mayor son las mismas. supone la imposibilidad de cumplimiento. que no es usual. Si la causa que impide la ejecución de la prestación fuese temporal. la rareza. Conviene señalar que los términos: acontecimiento extraordinario es todo aquel que sale de lo común. la que ha podido impedir la acción del deudor considerado como un Bonus Pater Familias.3. mientras la misma perdure. las remotas posibilidades de realización. Extinción de obligación por causa no imputable al deudor (articulo1316°) La Obligación quedara extinguida si la prestación no se ejecuta por causa no imputable al deudor. el deudor no será responsable por el . con una voluntad mejor armada hubiera podido triunfar. el acontecimiento de irresistibilidad. En ambos casos hay ausencia de culpa por cuanto ambos eventos son independientes de la voluntad del deudor. o sea. el acontecimiento es imprevisible cuando los contratantes no tienen motivos atendibles para presumir que este vaya a suceder. 1. configuran el caso fortuito o de fuerza mayor. Esto está conforme con la equidad. como la circunstancia genérica impeditiva cuya paternidad no puede hacerse remontar a la voluntad o conciencia del deudor y cuya presencia basta para exonerarlo. aun cuando la prestación se haya convertido en más onerosa de lo previsto. pues no se puede exigir del deudor más que lo que un hombre inteligente del término medio es capaz de dar. el caso fortuito o fuerza mayor es un hecho positivo que en determinadas circunstancias se exige para la Exoneración. La fuerza mayor será la imposibilidad absoluta procedente de un obstáculo Irresistible. El carácter anormal del evento. Ej. señalan que en el caso fortuito La Imposibilidad Relativa de Cumplimiento. La causa no imputable debe concebirse en sentido negativo.Fuerza mayor se encuentra referida a los actos de terceros o del gobierno o autoridad (hechos de príncipe). Colin y Capitant. Imprevisto e Imprevisible. la dificultad de cumplimiento no exonera al deudor.5.

la contraparte tiene derecho a una correspondiente reducción de la prestación debida por ella. si el acreedor no tuviese un justificado interés en su ejecución parcial. Tampoco responde por los daños y perjuicios que hubiera ocasionado al acreedor el cumplimiento parcial. 1317 del CC. a la naturaleza de la propia prestación. Messineo dice: Si se trata de imposibilidad solamente parcial de manera que el deudor está en situación de cumplir por la parte restante. ni la hay para la extinción de la obligación. tardío o defectuoso. o al acreedor ya no tenga interés en su cumplimiento o deje de serle útil. que la obligación quedará extinguida si la causa que impide la ejecución perdura hasta el momento en que con relación al título de la obligación. Colin y Capitant señalan que: “el deudor incurre en culpa y por consiguiente es responsable del perjuicio causado al acreedor. y puede también separase del contrato si no tiene interés apreciable en recibir el cumplimiento parcial. el deudor tampoco responde por los daños que hubiera ocasionado su incumplimiento. no hay responsabilidad por el retardo. el deudor no incurre en culpa y está libre de toda responsabilidad cuando el incumplimiento de la obligación es imputable a una Causa que le es Extraño”. Daños y perjuicios por ejecución no imputable (artículo 1317°) Si la consecuencia de la imposibilidad sobreviviente de la prestación por causa no imputable al deudor es la extinción de la obligación. esta queda en suspenso. más aún. con reducción de la contraprestación si la hubiere. En caso contrario.5. Asimismo se extingue la obligación que solamente es susceptible de ejecutarse parcialmente y por esa razón dejare de ser útil para el acreedor o. que . el deudor no puede ser considerado Obligado a ejecutarla. Por el contrario.retardo en su cumplimiento. Art. desde el momento en que la obligación no ha sido cumplida por Obra Suya. en todo caso. el deudor queda obligado a ejecutarla.4. Si la imposibilidad de la prestación es solamente temporal. 1. Se permite así.

es una voluntad dirigida a un fin no necesariamente para producir daños al acreedor. según Osterling.  Omisión: Se aplica. generalmente. Dolo es la intención de no cumplir. basándose para ello en el principio de la libertad de las convenciones en tanto que no comprometan el orden público.5. 1. a las obligaciones de dar y hacer. sea que se trate de culpa inexcusable o de culpa leve. El dolo se manifiesta como:  Acción: Forma propia de las obligaciones de no hacer. cuando cae en responsabilidad por el incumplimiento de sus obligaciones convencionales.El resarcimiento tiene como propósito el colocar al acreedor en la misma situación como si la obligación hubiese sido cumplida. Raúl Ferrero Costa. Los daños y perjuicios constituyen obligación del deudor.el título de la obligación pueda prever la responsabilidad a pesar de la no imputabilidad.5. Dolo (art.. aunque al proceder así el deudor no desee causar un daño. Y esto lo diferencia de la culpa. Este precepto es de carácter excepcional. debe constar en forma clara para que no ofrezca dudas. libraría al acreedor de los riesgos inherentes a la inejecución aunque este fuese consecuencia de causas no imputables al deudor. .1318°) El artículo 1318 define el dolo. Es pues un incumplimiento intencional. Según Giorgi. En cierta forma el deudor al pactar así estaría actuando como asegurador. ya sea con el propósito de causar un daño al acreedor o no. sino ventajas para quien incurre en él. El dolo existe cuando el deudor tiene la voluntad de no cumplir su obligación. lo cual comprende tanto el resarcimiento del daño patrimonial (daño emergente y lucro cesante) como el daño extramatrimonial (daño moral) en cuanto sean consecuencia inmediata y directa de la ejecución.

ocasionando el incumplimiento de la obligación. señala Osterling.5.6. Para Messineo. por ejemplo. .La intención es elemento subjetivo. de que exista negligencia con una dosis de intención. se atribuye iguales consecuencias jurídicas a quien actúe de cualquiera de estas dos maneras. No prestar la diligencia que se debe prestar. Esta culpa inexcusable es justamente la negligencia (culpa lata dolo aequiparatur) que linda con el dolo.7. Por ello el código señala igual responsabilidad para los casos en que el sujeto proceda con dolo o con culpa inexcusable. Puede darse el caso.5. Culpa leve (artículo 1320°) Se presenta cuando el obligado omite aquella diligencia ordinaria exigida por la naturaleza de la obligación y que corresponda a las circunstancias de las personas. y al ser los límites entre el dolo y la culpa inexcusable con frecuencia borrosos. impericia o negligencia. difícil de precisar. Para Messineo consiste en la omisión del grado mínimo de diligencia. por la gravedad que ella reviste. al paso que la culpa se configura por la negligencia y la ausencia de mala fe. el dolo es perverso propósito. en que se incurre por ignorancia. Culpa inexcusable (artículo 1319°) Incurre en culpa inexcusable quien por negligencia grave no ejecuta la obligación. indica que es la conducción voluntaria contraria al deber de prevenir las consecuencias previsibles del hecho propio. 1. pero sin propósito de dañar” Santos Briz. 1. En el dolo siempre hay mala fe. El Código Civil de 1852 calificaba la culpa lata (inexcusable) como “la acción u omisión perjudicial a otro. del tiempo y del lugar. según Osterling. mala fe objetiva de no cumplir.

corresponden al daño emergente. En la culpa leve. Se distingue de la Culpa Inexcusable en que en esta existe negligencia. Daño Emergente. la leve consistía en la omisión de las precauciones o diligencias que un Buen Padre de familia toma ordinariamente en sus negocios. a fin de colocar al acreedor en la misma situación jurídica en que se encontraría di la obligación hubiese sido cumplida.5. Las pérdidas que sufre el acreedor como consecuencia de la inejecución de la obligación. O sea que para ser completo el resarcimiento debe comprender todo eso. no hay intención de no cumplir ni mala fe de parte del deudor. Y La levísima por los descuidos en que caen los hombres extraordinariamente cuidadosos. la culpa debe ser verificada teniendo en consideración las cuestiones de hecho.. La calificación de la culpa corresponderá en última instancia al Juez.Desde el derecho romano se considera que la Culpa Lata consistía en la omisión de aquellas precauciones o diligencias que están al alcance de los hombres menos cautos.8. mientras que en la leve solamente falta la diligencia. a diferencia del dolo. . sean daños y perjuicios previstos o no previstos. culpa leve e inexcusable (artículo 1321°) El resarcimiento o indemnización debe comprender todos los daños perjuicios que sean consecuencia inmediata y directa del incumplimiento. Por ello tiene derecho a exigir el resarcimiento del daño emergente y el lucro cesante.Es el empobrecimiento del patrimonio del acreedor. o de su cumplimiento parcial. Indemnización por dolo. tardío o defectuoso. Lo que deberá juzgarse en cada caso será la conducta de determinado deudor ante un evento específico. 1. La apreciación en abstracto del comportamiento del “buen padre de familia” o la de comerciante Honesto y Leal no es posible.

la libertad. Ej. ocasionando un daño material. es el correspondiente a las ganancias que deja de percibir el acreedor por el incumplimiento o el cumplimiento inexacto. el Honor. en cuanto a la naturaleza del derecho vulnerado. Y en cuanto a sus efectos. Este daño irroga un perjuicio sobre facultades de la personalidad o sentimientos legítimos. El daño moral recae sobre bienes inmateriales. Incumplimiento de pago en cuota (artículo 1323°) . corresponden al lucro cesante. por iguales motivos.Lucro Cesante. En forma de pérdida de adquisiciones o ganancias o de causación de gastos necesarios originados por el daño. Son.. es el daño directo que alguien sufre en un bien de la vida. 1. menoscabo o deterioro de un bien patrimonial. destrucción. Según Osterling. Según Larenz: Daño material es el daño patrimonial que puede originarse directamente en forma de privación..5. aquellos que recaen sobre bienes inmateriales.9.como la salud. Daño Moral es el daño no patrimonial. cuando el daño se refiere a lo estrictamente espiritual.10. Indemnización por daño moral (artículo 1322°) El daño moral es el daño no patrimonial que afecta a los derechos de la persona o sus valores y pertenecen más a su mundo afectivo que a su circunstancia económica. y también sobre los que recaen sobre bienes inmateriales.Corresponde al legítimo enriquecimiento que se frustró. Daño Inmaterial o Ideal.5. pero independientemente del daño moral. Lesiona derechos de la personalidad y. que no puede ser valorado con bienes patrimoniales. Es el inferido en derechos de la personalidad o en valores que pertenecen más al campo de la afectividad que al de la realidad económica. de acuerdo con el art. tales como los que lesionan los derechos de la personalidad. originan un daño material. o son morales ¨strictu sensu¨. es susceptible de resarcimiento. son susceptibles de producir una pérdida pecuniaria. 1. Las utilidades que deja de percibir. el bienestar corporal. 1322 del CC.

En puridad. estos continuarán devengándose después del día de la mora. 1. Según Osterling: En este caso la falta de pago dará lugar al vencimiento automático de las demás cuotas. salvo pacto en contrario. cuya cancelación podrá exigir el acreedor.5.11. 1324 del CC. pero en calidad de intereses moratorios. en las obligaciones pecuniarias el daño emergente . probando que ha sufrido un daño mayor que el compensable por los intereses. Incumplimiento en las obligaciones de dar suma de dinero (artículo 1324°) En este caso. concede al acreedor el derecho de exigir al deudor el inmediato pago del saldo. Lo acepta en el caso que se hubiera pactado sobre el resarcimiento del daño ulterior y el acreedor demostrara que ha sufrido tal daño En esta eventualidad tendrá derecho a una indemnización adicional. El art. sucesivas o no. el incumplimiento de tres cuotas. sin necesidad de que el acreedor pruebe haber sufrido daño alguno. Agrega que si antes de incurrir en mora el deudor se debían intereses mayores. Admite que la indemnización puede ser superior al interés legal que fija BCR o a los intereses mayores que se debían antes de la mora. La norma admite pacto en contrario. estas devengan el interés legal que fija el Banco central de reserva del Perú desde el día en que el deudor incurra en mora. dándose por vencidas las cuotas que estuviesen pendientes.Cuando el pago debe efectuarse en cuotas periódicas. El banco también fija un límite a la tasa de interés moratorio. Según Ferrero Costa: La regla resulta útil y práctica a fin de que el acreedor no tenga que esperar hasta el vencimiento de todas las cuotas para poder exigir el pago del saldo pendiente.

12.13. pero la culpa del personal auxiliar ha de radicar en el cumplimiento de las obligaciones y no ha de tener lugar solo ocasionalmente con motivo de una actividad que esté en relación con ella. Lorenz. salvo estipulación en contrario. Dolo o culpa del acreedor (artículo 1326°) Se refiere a los hechos dolosos o culposos del acreedor que hubiesen concurrido a ocasionar el daño. 1. más aun en la actualidad que para la ejecución de ciertos contratos se requiere de una distinta gama de especialidades que exigen la subcontratación de terceros. El pintor responde por tanto de la rotura de una luna del cliente producida por su empleado al manejar sin precaución la escalera. La inejecución de la obligación puede también . 1. el art. Según Osterling: Esto se da sobre todo en contratos que exigen una amplia gama de especialidades y por tanto requieren la subcontratación de terceros. el deudor responde en todo caso únicamente por la culpa de las personas por él empleadas en el cumplimiento de la obligación. Señala que deberá responder por los hechos dolosos o culposos en que estas incurran.. El lucro incesante en el importe de los intereses correspondientes a la cantidad debida.5. en cuyo caso el obligado responderá por los hechos de dichos terceros. Es frecuente que el deudor recurra a un tercero para cumplir con la Obligación. comenta. Responsabilidad en obligaciones ejecutadas por terceros (artículo 1325°) Si en el cumplimiento de la obligación del deudor se vale de terceras personas. ya que el robo no es una acción que consiste precisamente en la omisión de especial deber contractual. 1325 del CC. Ej.consiste en el pago de la cantidad de dinero objeto de la prestación. en el más amplio sentido.5. y no responde si dicho empleado comete un robo aprovechando la ocasión de hallarse solo en la vivienda del cliente.

También es ejemplo de lo que se denomina compensación de culpas. naturalmente a la compensación en sentido estricto. hay una situación intermedia entre el daño inimputable y el daño debido por entero o culpa del deudor. o a culpa del acreedor concurrente con la del deudor. Se entiende que esta regla se refiere a los daños posteriores al incumplimiento y ocurren como consecuencia de una acción que el acreedor pudo evitar y no lo hizo.5. a culpa exclusiva de éste.15. Pero sanciona la nulidad estas cláusulas cuando por ellas se trata de restringir o exonerar de responsabilidad al deudor que incumple la obligación por dolo o por culpa . a hacer efectiva la responsabilidad en que incurra el deudor por inejecución bajo culpa leve. antes de la época señalada para el cumplimiento de la obligación. 2° Si el hecho doloso o culposo del acreedor ha concurrido a ocasionar el daño (hipótesis más compleja) la entidad del resarcimiento se reduce en proporción a la gravedad de tal hecho y a las consecuencias que se hayan derivado del mismo. 1. Se le llama concurso de culpas.obedecer a culpa del acreedor. Daños evitables por el acreedor (artículo 1327°) El Art. Nulidad de estipulaciones (artículo 1328°) La norma admite que el acreedor puede renunciar. 1327 dispone que el deudor no deba resarcimiento por aquellos daños en que el acreedor hubiere podido evitar utilizando una diligencia ordinaria. Donde cada sujeto responde en proporción al grado de su culpa eficiente. 1° Aquí tiene efecto liberatorio y origina la inimputabilidad del deudor. en el cual no se hace referencia.5.14. La responsabilidad es compartida entre el acreedor y el deudo. 1.

a su antojo. Por lo cual al acreedor le bastará acreditar la existencia de la obligación así como de los daños producidos por el incumplimiento o el incumplimiento inexacto. La carga de la Prueba de haber actuado con la diligencia ordinaria le corresponderá al deudor. 1329 del CC. es perfectamente válido. Presunción de culpa leve del deudor (artículo 1329). según lo establece el art.5.17. 1. que dispone que sea nulo cualquier pacto de exoneración o de limitación de responsabilidad para los casos en que el deudor o sus auxiliares violen obligaciones derivadas de normas de orden público.5. pudiendo el deudor exonerarse de responsabilidad probando su inculpabilidad. la obligación. la asimilación de la culpa grave al dolo tiene por finalidad evitar “que el malvado se haga pasar por imbécil”. su simulación. No puede el deudor liberarse previamente de responsabilidad o restringirla. liberar al deudor de cumplir. por lo que admite prueba en contrario. la intención. cuando la inejecución de la obligación puede causar daño a la persona. Según Mazeaud. Por tanto al ser borrosos los linderos entre el dolo y la culpa inexcusable. 1. Se trata de una presunción Juris tantum.16. El segundo párrafo del artículo 1328.Estos daños serán los que normal y necesariamente deben ser cubiertos por la indemnización. podrá significar en la práctica. la Culpa Leve del deudor presume. pues el factor determinante. Equiparar la culpa inexcusable al dolo. Prueba de dolo y culpa inexcusable (artículo 1330°) . Es una regla similar al artículo 1986 de responsabilidad extracontractual o delictual.inexcusable. tiene singular importancia. es un elemento psicológico..

cotizaciones. vale decir.19. etc. pero será de cargo del acreedor la prueba del daño específico. y a probar su cuantía. El deudor responsable responde por el resarcimiento del daño en términos generales. Prueba de daños y perjuicios (artículo 1331°) El acreedor siempre estará obligado a probar que ha sufrido un perjuicio por la inejecución o por su cumplimiento parcial. . 1. 1. tardío o defectuoso. Si el incumplimiento o el cumplimiento inexacto es atribuible al Dolo o ala culpa inexcusable del deudor.18. la indemnización comprenderá todos los aspectos vistos.5.5. Valoración del resarcimiento (artículo 1332°) El art. todos los daños patrimoniales o extramatrimoniales que se haya ocasionado. Determina que si el resarcimiento del daño no pudiera ser probado con exactitud en su monto preciso. como pueden ser valorizaciones. tardío o defectuoso. 1332 del CC. este deberá ser fijado por el juez mediante valoración equitativa. consideraciones relativas a la oferta y la demanda. Como quiera que la valuación del daño no es siempre fácil y está sujeta a una serie de factores que muchas veces se sustentan en criterios técnicos.La prueba del Dolo o de la Culpa Inexcusable compete al perjudicado por la inejecución de la obligación o por su cumplimiento parcial.

CAPITULO III ANÁLISIS SOBRE LA ACCIÓN DE CUMPLIMIENTO POR INEJECUCIÓN DE LA OBLIGACIÓN: MEDIDAS PARA SOLUCIONAR EL CONFLICTO .

la de pedir el cumplimiento de la prestación o la resolución del contrato. nota incorrecta de nuestra norma civil Una primera idea. 1428° del Código Civil.1. La alternativas que nos ofrece nuestro ordenamiento civil encierra dos acciones que le competen a la parte perjudicada. tardía o defectuosa. 2. es decir. Artículo 1428 del Código civil peruano Las relaciones contractuales que se establecen entre partes en las que se obliga a una de ellas a cumplir con una obligación muchas veces se puede ver afectada por un incumplimiento sea de manera parcial. y en ambos casos solicitar como parte de su pretensión la indemnización por daños y perjuicios. Incumplimiento de la obligación. sólo es responsable por la inejecución de su prestación. sostiene que el perjudicado podría exigir el cumplimiento de la obligación de prestación o la resolución del contrato. De esta manera. siempre que ya no desee el cumplimiento de la prestación o cuando esta sea inútil o carezca de interés para el acreedor o exigir el cumplimiento de la prestación a la parte incumplida. el Art. En tal sentido de conformidad con la norma antes citada. En el ámbito judicial se habla incumplimiento contractual e incluso se demanda tal pretensión. Situación que es alentada por el mismo código civil cuando en su artículo 1428 habla de resolución contractual. Frente a estos supuestos nuestro Código Civil Peruano nos ofrece dos soluciones. el mismo que determina en qué casos el incumplidor es responsable de su incumplimiento. respecto al incumplimiento nos invita a revisar el artículo 1314° del Código civil. demandar la resolución. pues es conocido que el contrato se extingue con su celebración y lo que subsiste es la obligación por él creado. el acreedor debe optar por alguna de estas alternativas para solucionar su conflicto. pero lo que en realidad se debe exigir es el incumplimiento de la obligación. aquella persona que no actuó con la .

Sobre este tema. consistente en el hecho del incumplimiento” Nuestro ordenamiento civil regula el incumplimiento de la obligación en el Titulo IX. MESSINEO. tardía o defectuosa. pues abran casos que no obstante una parte incumpla su obligación. lo ha sido de manera parcial. tardío o defectuoso” En tal sentido apreciamos que al hablar de inejecución de la obligación incumplimiento de la obligación. no es imputable por la inejecución de la obligación o por su cumplimiento parcial. Lo dicho nos hace entender que no todo incumplimiento de la relación contractual es imputable. la parte perjudicada pude optar por exigir su cumplimiento o la resolución del contrato de la obligación. Ante éste incumplimiento la parte perjudicada . expresa que para imputar responsabilidad por el incumplimiento de la obligación hay que observar que La Ley no contempla solamente el comportamiento del deudor incumplimiento. en concurrencia con el objetivo. la otra no podrá ejercer las acciones que le permiten el artículo 1428° del Código civil. denominado ”Inejecución de obligaciones”. por lo cual si esta obligación deriva de un acuerdo contractual. El incumplimiento de la obligación importa una insatisfacción del interés del acreedor obviamente porque la prestación que tenía a su favor no ha sido cumplida. sección segunda del libro VI del Código civil. nos dice FERRERO COSTA. puede ser voluntario o inexacto. para nuestro caso una nacida de un contrato. sino también las causas de tal comportamiento y no hay más que una alternativa el deudor no ha cumplido porque no ha podido o bien porque no ha querido ósea que no ha hecho lo que era necesario para ponerse en posición para cumplir elemento subjetivo. precisando en su artículo 1314° que Quien actúa con la diligencia ordinaria requerida. es decir exigir su cumplimiento o demandar la resolución del contrato.diligencia ordinaria requerida para hacerlo. debemos entender que solo se le imputara la inejecución de su obligación a la parte contractual siempre que no haya sido diligente o como la misma norma lo expresa no será imputable por dicho incumplimiento si actúa con la diligencia ordinaria requerida. El incumplimiento de la prestación debida o su cumplimiento inexacto.

Esta multiplicidad de supuestos habilitantes para imputar la inejecución de la obligación puede demandarse indistintamente. en este último caso el carácter defectuoso no se mide de acuerdo a las apreciaciones subjetivas del acreedor sino a elementos objetivos del mismo o al menos de parámetros objetivos de la utilidad de la prestación de acuerdo al fin de la misma conforme a lo acordado previamente por las partes. por ello cuando se habla de ejecución no vale hablar de cumplimiento a medias. inejecuta su obligación. transacción y a la consolidación. cuando estas últimas. pues conforme al artículo 1220 del CC. compartimos la idea de la Corte Casatoria en cuanto establece que el pago se puede tener por realizado por diversos mecanismos que estimen las partes. el pago se entiende efectuado solo . ello en virtud a la autonomía con que cuentas las partes en sus relaciones particulares. Sin embargo. Incluso nuestro ordenamiento permite la extinción de la obligación aun cuando la prestación no se hubiese cumplido. a la compensación. siempre y cuando no afecte derecho de terceros. o si la cumple pero de manera tardía o si cumple pero lo hace defectuosamente aquí también incumple. tardía o defectuosa. No obstante las dudas que merecen la Casación 1523-2002-Lima. uno de ellos puede ser la aceptación del pago parcial.puede demandar el cumplimiento de la prestación. más no de formas diversas del pago. lo dicho en el párrafo precedente no quita que el acreedor acepte el pago. aun si la prestación ha sido realizada de manera parcial. entendiéndose en éste caso que el acreedor tiene por satisfecha e íntegramente realizada la prestación a cargo del deudor por otro lado no compartimos cuando asemeja a estas otras formas. tardío o defectuoso. el cumplimiento total en caso de haberlo hecho parcialmente o finalmente exigir el cumplimiento adecuado de la prestación si el deudor lo ha hecho de manera defectuosa no acorde al programa contractual. conforme lo permite el artículo 1295 del Código civil. así es lógico que si una parte incumple. sea porque le es aun de interés o utilidad al acreedor o porque simplemente así lo quiere. en caso que no se hubiese hecho. propiamente constituyen formas diversa de extinción de la obligación.

Ahora sin olvidar el carácter alternativo que tienen ambas opciones. exigir el cumplimiento de la prestación a que hace referencia el artículo 1428° de la norma antes acodad. Alcances del artículo 1428 del CC Nota especial a la acción de cumplimiento de la prestación. la parte perjudicada. vale la pena anotar que en nuestro sistema . como se ha dicho.1. lo que hoy abordamos. El artículo 1428 del Código civil además de las dos opciones antes aludidas permiten exigir la indemnización de los daños que generen el incumplimiento. es decir la parte perjudicada solo puede optar por una de ellas. éste precepto contenido en el artículo 1428 es sumamente claro. Una vez determinado la responsabilidad del deudor por el incumplimiento de la prestación a su cargo o que lo ha hecho tardía o defectuosamente. esto es exigir el cumplimiento de la prestación o en su caso exigir la resolución del contrato. recalcando que esto último solo es procedente cuando efectivamente la parte perjudicada prueba los daños. por lo cual la jurisprudencia es unánime sobre el mismo. por lo cual se puede afirmar que no todo incumplimiento habilita una acción indemnizatoria. nuestro sistema habilita las acciones de responsabilidad a que se contrae el artículo 1321 del CC y particularmente. culpa inexcusable o con dolo. Para culminar en éste punto en el supuesto de incumplimiento de la prestación por una de las partes en donde no medie una diligencia ordinario o contrario sensu en donde se obre con culpa leve.cuando se ha ejecutado íntegramente la prestación así resulta obvio que las diversas formas alternativas de extinción de la obligación que regula nuestro Código civil no se ejecutan puramente íntegramente la prestación. Estas dos opciones son excluyentes. esto es bien demandar la resolución o el cumplimiento de la prestación. puede hacer uso de lo dispuesto del artículo 1428 del Código civil. 2.

2. no se da recurso a otra Por nuestra parte creemos que existe una posibilidad de una vez demandado la resolución exigir luego el cumplimiento. en su última parte de manera clara expresa A partir de la fecha de citación de la demanda de resolución. si la reconoce.2. a la luz que con ello se atentaría. reconoce. Hablar de diligencia ordinaria resulta de más subjetiva. toda vez que lo que para unas personas es diligente para otras podrías no serlas. la parte demandada queda impedida de cumplir su prestación”. Empero conocer los alcances de tal diligencia resulta muy importante porque de ella depende la . contra el conocido adagio electa una vía non datur recursus ad alteram elegida una vía. recién allí podrá entablar una nueva demanda de cumplimiento de la prestación.civil no se ha recogido lo que la doctrina conoce como IUS VARIANDI. esto es pasar de la acción resolutoria por la del cumplimiento y viceversa. que sirve de fuente de nuestro actual artículo1428. En efecto el artículo 1428 de nuestro CC. empero aquí no existe IUS VARIANDI sino una nueva acción. ello solo será posible si la parte perjudicada por el incumplimiento una vez que ha demandado la resolución se desista de dicha pretensión y una vez admitido su desistimiento. No debemos olvidar tampoco que la norma contenida en el artículo 1428 de nuestra norma civil. lo que en doctrina se conoce como IUS VARIANDI. Esta prohibición llama más la atención cuando el artículo 1453 del Código civil italiano. acción mediante la cual se permite variar la pretensión de la parte perjudicada con el incumplimiento. al disponer en su última parte que. nos dice el maestro Manuel DE LA PUENTE. Diligencia ordinaria como conducta requerida para exonerarse de responsabilidad por el incumplimiento de la prestación. Variar la acción de resolución por el cumplimiento está claramente vetada por el citado segundo párrafo del artículo 1428 del CC por su parte no es procedente demandar primero el cumplimiento y luego pretender variarla por la de resolución del contrato.

por causa no imputable a él”. El profesor Raúl FERRERO COSTA. De tal forma que la ausencia de culpa exonera de la responsabilidad. ya sea para el caso de inejecución de la obligación o por su cumplimiento inexacto o irregular. Cuando podemos exigir el cumplimiento de la prestación. la prestación no ha podido ser cumplida o ha podido ser sólo en forma inexacta. Pues si se ha actuado con la diligencia ordinaria requerida no abra responsabilidad por el incumplimiento y eventualmente la parte perjudicada no podrá accionar al amparo del artículo 1428 del CC.3. ello al obligado solo e correspondería probar que pese que actuó con la diligencia que requería la naturaleza de la obligación. desde el ángulo del deudor. habilita a la otra poder exigir el cumplimiento de la prestación incumplida. Empero ¿Qué entendemos por diligencia ordinaria? Se entiende aquel comportamiento del deudor que consiste en usar todos los cuidados y las cautelas que – habida consideración a la naturaleza de la determinada relación obligatoria y a cada circunstancia. tales como el caso fortuito y la fuerza mayor. la falta de colaboración del propio acreedor. Ello implica que pese al esfuerzo ordinario realizado por el deudor no ha podido lograr la satisfacción de su acreedor. etc. esto es haber actuado por dolo. sin haber observado la diligencia ordinaria requerida conforme a la naturaleza de prestación. Por. 2. Ello puede deberes a múltiples causa. Conforme lo hemos anotado cuando una de las partes incumple su prestación o la hace de manera tardía o defectuosa. Cuando el incumplimiento o el cumplimiento inexacto no sea el resultado de una falta de diligencia el deudor es exonerado por la ley de la responsabilidad. nos dice En buena cuenta actuar diligentemente. .imputación de responsabilidad o no por el incumplimiento a la parte que no ha cumplido. culpa leve o culpa inexcusable. implica lo que normalmente se puede pretender que éste haga para lograr la satisfacción del acreedor. lo cual implica atribuirle en primer lugar alguno de los criterios de imputación que contempla el código civil.lo pongan en condiciones de poder cumplir.

incumplida defectuosa. su exigencia es potestad de la parte perjudicada con el incumplimiento y no de la parte que incumple. Asimismo la exigencia del cumplimiento de la prestación no impide que se exija el pago de la indemnización por daños si el incumplimiento generó daños o en su caso tampoco impide el pago de la penalidad si está ha sido previamente convenida. conforme a la naturaleza de la prestación no cumplida. el perjudicado. aquella no podrá oponer dicho pago como el cumplimiento de su obligación. pues conforme lo refiere el artículo 1428 del CC. en consecuencia depende de la voluntad de la primera si opta por demandar la resolución o el cumplimiento. con lo cual la parte perjudicada en una sola acción puede obtener el cumplimiento de la prestación debida y el pago de la penalidad convenida o de la suma indemnizatoria por los daños que en su en su momento deberá determinar el juzgador. hacer o no hacer. Obviamente esta exigencia del cumplimiento de la prestación obedece al interés de la parte fiel. Si la parte contra quien se ha demandado la resolución de contrato por incumplimiento realiza el pago de su prestación debida en fecha posterior a la citación con la demanda de resolución. tardía o parcialmente.Dentro de las hipótesis en que se entiende que una parte inejecutable su obligación. su cumplimiento parcial. pues nuestra norma civil veta la posibilidad de entender por cumplimiento de la obligación cuando. en todas ellas se puede demandar el cumplimiento forzoso vía judicial. Ahora cabe anotar que el cumplimiento exigido de la prestación solo responde como cumplimiento de la obligación siempre y cuando así lo haya solicitado. es decir el incumplimiento de la obligación prestación. tardío o defectuoso. al constituir el mismo un pago indebido que el deudor se encontraba impedido de hacer en aplicación de la norma del segundo párrafo del . vía judicial o no. así lo entiende también la Casación 3021-1998-Lima. a pesar de haber cumplido con la prestación el deudor. vía la demanda de cumplimiento de obligación de dar. el acreedor previamente ha demandado la resolución del contrato obligación y cuya demanda haya sido notificada al deudor.

empero en la causa instaurada sólo se tendría por satisfecha el extremo del cumplimiento de la prestación debida. Sin embargo tiene expedito el derecho de exigir la devolución de lo pagado vía la acción de restitución por pago indebido” Obviamente que éste impedimento no se aplica en los casos que se demanda el cumplimiento de la obligación. que precisamente se exige en la demanda. pues si estos efectivamente se produjeron. estaría realizado efectivamente lo exigido por la parte perjudicada. más no la de indemnización por daños. pues si la otra parte cumple después de haber sido notificada la demanda. CONCLUSIONES . el cumplimiento de la prestación debida por la parte demandada no la exonera del pago de los daños producidos por su incumplimiento.artículo 1428 del Código civil.

BIBLIOGRAFÍA ANEXOS .