You are on page 1of 4

UN DÍA EN LA VIDA DEL ESCLAVO GOLFITO

LEIDER DAVID MENDOZA CABARCAS

Profesora
ELIA

INSTITUTO BOLIVARIANO
ARJONA BOLIVAR
2014

UN DÍA EN LA VIDA DEL ESCLAVO GOLFITO

Había una vez, un esclavo llamado Golfito y vivía en una de las
colonias españolas, él se encargaba de labores pesadas en el campo,
cargando bultos, recibiendo malos tratos e insultos de sus amos a
diario.
Además de ser obligado a realizar trabajos pesados, no recibía
ninguna clase de salario y como si fuera poco también era azotado y
maltratado cuando este no rendía lo que los españoles querían; por
esta razón Golfito casi muere.
Una de las cosas que anhelaba Golfito era algún día ser libre, pues ya
estaba aburrido de los malos tratos de sus amos y de sus falsas
promesas de libertad, que estos le ofrecían para engañarlo y hacerlo
cometer cosas a cambio de ella.
Un día muy decepcionado, Golfito empezó a reunir un ejército de
esclavos tanto de africanos como de otras razas esclavas. Cuando los
españoles se enteraron, castigaron a Golfito, lo azotaron y le
colocaron cadenas calientes, pero cuando el ejército de esclavos que
él había formado se enteraron, se unieron y lo liberaron de ese horrible
castigo.

Al liberarlo, los españoles fueron detrás de ellos, los persiguieron
durante días y días… los esclavos junto a Golfito se escondieron en
los montes y construyeron chozas para vivir, lanzas y otras armas para
defenderse.
Después de unos meses los españoles los encontraron y se desató
una guerra inmensa, que duró meses y cuando por fin acabo la guerra,
los vencedores fueron los esclavos gracias a Golfito. Pero un español
escapó y le dice a Golfito que eso no quedaba así.

Cuando los esclavos libres celebraban con Golfito, los españoles se
preparaban para atacar.
Los soldados españoles ya venían en camino, pero lo que ellos no
sabían era que Golfito ya se había dado cuenta que ellos venían y le

avisó a la tropa de esclavos “¡rápido alisten sus armas que nos atacan
los españoles¡“
Al llegar los españoles, los esclavos atacaron, pero eran muchos
españoles. Murieron muchos esclavos pero Golfito los animó ¡¡ vamos,
luchen por su libertad!!
Esta vez no quedó ningún español vivo y los esclavos se ganaron su
libertad y celebraron gracias a Golfito.

Hicieron una gran fiesta, porque hacía mucho tiempo que no
celebraban libres, sobre todo Golfito que soñaba siempre con ese día
en que tanto él y su pueblo fueran libres y vivir en completa
tranquilidad como alguna vez lo hicieron cuando eran libres en su tan
anhelada África.